Issuu on Google+

Un oasis de luz tenue en la ciudad de neón. Lost in Translation. Sofia Coppola (2003) Lorena Moreno

Rosa Maria Palencia Villa, Història del Cinema (2º Comunicació Audiovisual) Ficha técnica Título: Lost in Translation (España) / Perdidos en Tokio (Hispanoamérica) Título original: Lost in Translation - Equipo Técnico1 Dirección, producción y guión: Sofia Coppola Música: Kevin Shields, Air, Brian Reitzell, Roger Joseph Manning Jr. Fotografía: Lance Acord Montaje: Sarah Flack - Datos y cifras2 País: Estados Unidos, Japón Fecha de estreno: 3 Octubre 2003 (EEUU) / 13 Febrero 2004 (España) Duración: 102 min Género: Drama, Romance, Comedia Reparto: Scarlett Johansson, Bill Murray, Akiko Takeshita, Kazuyoshi Minamimagoe, Kazuko Shibata, Take, Ryuichiro Baba, Akira Yamaguchi, Catherine Lambert, François du Bois Productora: American Zoetrope, Focus Features, Tohokashinsha Film Company Ltd. Presupuesto: 4 millones de dólares / Recaudación: $119,7 millones Tokio, un sentimiento. Hay películas que más que imágenes, nos muestran sensaciones, sentimientos, anhelos. Películas que sin querer se convierten en imprescindibles en la lista de favoritos. Sofia Coppola quería plasmar una historia; no de amor, sino una historia entre dos personas, y lo consiguió. Con una sutileza brutal, una sensibilidad y elegancia admirables, nos muestra una simple y a su vez compleja historia de amor, de amistad, de relación entre dos personas de diferentes edades en la que no pasa nada y pasa todo.


Estar perdido en una ciudad nueva, una ciudad masificada, de gente excéntrica, de un idioma diferente, una ciudad que multiplica la sensación de soledad, pero sobretodo estar perdido de forma personal. Sentirse solo entre un montón de gente. Tokio no solo representa una ciudad, sino un sentimiento. Silencios eternos, miradas infinitas, caricias tan sutiles que apenas pueden sentirse, pero sobretodo, una conexión entre dos personas consumidas por el tedio que les produce sus respectivas vidas. Un oasis de iluminación tenue, íntima, en la ciudad de neón, en la monotonía. Argumento. Compartir la soledad. La historia que Sofia Coppola nos cuenta es simple y esta contada de forma minimista y real. Bob Harris (interpretado por Bill Murray), un actor norteamericano en decadencia, acepta una oferta para hacer un anuncio de whisky en Tokio. En decadencia también con su matrimonio, atraviesa una crisis personal y pasa gran parte del tiempo en un lujosos bar en el hotel en el que se hospeda. Allí conoce a Charlotte (Scarlett Johansson), una joven licenciada en filosofía que, en un matrimonio sucumbido en la rutina con un fotógrafo absorto en su trabajo, pasa los días buscando distracción3 . Con Tokio como escenario, ambos personajes empiezan a comprender el vacío mutuo de sus vidas. Encuentran alguien con quien compartir la soledad y la sensación de estar perdidos no solo en una gran ciudad nueva, extraña y llena de gente, sino en si mismos. Contexto. Lost in Translation, un género de géneros. Sofia Coppola4 (Nueva York; 14 de mayo de 1971) es una directora de cine y guionista estadounidense. Después de su reconocido film Las vírgenes suicidas (1999), la hija de Francis Ford Coppola, produjo, escribió y dirigió la aclamada mundialmente Lost in Translation. Una película e historia forjada a partir de la propia experiencia de Coppola en sus viajes de juventud a Tokio, el largometraje es difícil de clasificar en un género concreto. Podemos calificarla como una película romántica, pero también como drama e incluso comedia en algunos puntos hilarantes e irónicos de la trama. Una película que entra en un género de géneros tan complejo como la conciencia de los personajes.


Con un formato que difiere de las historias de amor a las que Hollywood nos tiene acostumbrados, la directora nos regala ese espectacular final sutil y abierto. Ese susurro de Bob a Charlotte, que aunque no oímos (ni necesitamos oír) podemos interpretar como todo aquello que diríamos a alguien que nos ha salvado de perdernos. Un susurro que se convierte en una de las mayores declaraciones cinematográficas de amor, de cariño, de agradecimiento. Tecnología. Una historia de momentos. Lost in Translation se caracteriza, entre muchas otras cosas, por el aura que la iluminación y los colores de las escenas crean. Encuadres con un halo de romanticismo y colores tenues que harmonizan el espacio. Para esto, el director de fotografía, Lance Acord, buscó utilizar la máxima luz natural durante el rodaje, evitando la utilización de iluminación artificial. Con un estilo de rodaje muy naturalista, Coppola quiso hacer las tomas de forma libre, improvisada, abierta a cambios de guion y aportaciones por parte del equipo, con un estilo que roza el documental, pero también la película casera. Siendo una historia de momentos, una historia que cuenta de forma muy íntima los pequeños detalles que forjan y construyen la relación de complicidad entre ambos protagonistas, la directora quiso plasmarlo mediante la técnica de rodaje utilizada. A pesar de la insistencia del padre de gravar en digital, el rodaje se hizo con una cámara Aaton de 35 mm. Este soporte aporta al largometraje un aspecto de melancolía y romanticismo, como si las imágenes que se nos muestran fuesen recuerdos capturados de forma íntima, casera. Impacto. Fotogramas que reflejan sensaciones. Para entender hasta que punto Sofia Coppola logró emocionarnos y hacernos sentir con una historia tan simple y a su vez tan real y compleja, es interesante ver como el público acogió la película. Más allá de la altísima recaudación que obtuvo el largometraje en taquilla, Lost in Translation fue, y sigue siendo, un éxito con razones para serlo. Ganadora de un Oscar al Mejor Guion Original en 2003, así como un Globo de Oro a la Mejor Película Musical/Comedia, Mejor Guion y Mejor Actor de Musical/Comedia, y un BAFTA a la Mejor Edición, Mejor Actor y Mejor Actriz, está claro que Coppola hizo un gran trabajo a nivel técnico.


Aunque recibió algunas críticas negativas por parte de críticos Japoneses que creían que la sociedad japonesa reflejada en la película era poco acorde con la realidad, gran parte de la crítica aclamo el trabajo de Coppola. Parte del éxito del largometraje reside en el hecho que la directora supo reflejar algo con lo que mucha gente podía sentirse identificada. Con fotogramas que reflejan sensaciones, la película nos muestra situaciones tan sutiles, tan simples y reales que nos transportan a momentos de nuestra vida, momentos de soledad y hastío, pero también momentos de conexión con alguien. Una historia de contradicciones y diferencias pero también de conexión y comprensión. Una historia que muestra una relación tan real y delicada que hace pensar que el amor es eso: una sala de karaoke en una ciudad desconocida, gente extraña que no habla tu idioma y una peluca rosa, un lugar donde la única cosa que entiendas y no necesite traducción sea su sonrisa. Encontrar a alguien tan perdido como tu, vivir en el presente y no volver allí nunca jamás porque nunca será tan divertido5. Bibliografía

Ficha técnica imdb: http://www.imdb.com/title/tt0335266/ Información Wikipedia: https://en.wikipedia.org/wiki/Lost_in_Translation_(film) 3 Argumento: http://www.20minutos.es/cine/cartelera/pelicula/12518/lost-in-translation/ 4 Sofia Coppola: http://www.imdb.com/name/nm0001068/ 5 Frase película (Charlotte): http://frasesdelapelicula.com/perdidos-en-tokio/ 1 2

Otros enlaces Página oficial: http://www.lost-in-translation.com/ Ficha FilmAffinity: http://www.filmaffinity.com/es/film587836.html http://www.blogdecine.com/criticas/lost-in-translation-un-encuentro-irrepetible http://www.pandora-magazine.com/cinetv/lost-in-translation-de-sofia-coppola/ http://www.rollingstone.com/movies/reviews/lost-in-translation-20030908


Critica Lost In Translation