Issuu on Google+

DAR EL EJEMPLO NO ES LA PRINCIPAL MANERA DE INFLUIR SOBRE LOS DEMÁS,... ES LA ÚNICA.

Ciencia al día Área de Física

ALBERT EINSTEIN

Volumen 1, nº. 5

Julio de 2009

Después de vacaciones

Contenido: Después de vacaciones

1

Algunas pruebas sobre el instinto del lenguaje

2

El mito de to- 3 mar 2 litros de agua al día Del niño curio- 4 so al adulto aburrido Un viaje por Europa

6

Cinco experi- 8 mentos de psicología que vale la pena conocer

Terminaron las merecidas vacaciones y las instituciones educativas tratan de vencer la inercia inicial y alcanzar un ritmo de trabajo adecuado para enfrentar los retos que se presentarán durante el segundo semestre del año. Tanto estudiantes, como docentes, directivos y padres de familia tenemos en frente una labor difícil pero gratificante: aprender cada vez más. Para nuestro colegio, en esta mitad de año ocurrieron dos cosas que vale la pena mencionar. En primer lugar, Jorge Andrés Madrid representó con éxito a Colombia, por segundo año consecutivo, en la prueba internacional American Regions Mathematics League que se llevó a cabo en Atlanta. En segundo lugar, dos proyectos del Colegio fueron aceptados en la ronda final de la Feria Explora 2009. Los proyectos aceptados llevan por título Clearing water whit plants (de Jorge Andrés Madrid) y Energía eléctrica a partir del flujo de agua en el acueducto domiciliario (de Juan Diego Uribe, Camilo Jaramillo Correa y Luis Miguel García). Estamos seguros de que nuestros estudiantes llevarán a feliz término sus proyectos para presentarlos en la Feria el próximo mes de octubre.

En este número, además de las notas de actualidad científica que son su razón de ser, queremos compartir con ustedes dos escritos de estudiantes de la institución. En uno de ellos, Verónica Suárez hace una bella y seria reflexión sobre la perdida capacidad de asombro o gozo intelectual; en el otro Pablo Uribe Wolff nos cuenta, a modo de deliciosa crónica, lo que de científico encontró interesante en su viaje de vacaciones por Europa. Sin ninguna duda, les recomendamos ambas colaboraciones. ¡Y muchas gracias por su aporte, muchachos! El próximo 17 de septiembre se realizará la Feria de la Ciencia 2009 en el Colegio Colombo Británico. Desde ya les extendemos una cordial invitación a participar en esta jornada que, sin duda, será excelente gracias a las iniciativas de los estudiantes de la institución. Las inscripciones están abiertas. Los docentes de Ciencias Naturales estamos a la orden para cualquier inquietud.


Página 2

Ciencia al día

Algunas pruebas sobre el instinto del lenguaje Que el lenguaje es un instinto es una idea que hoy en día muchos psicolingüistas ya defienden sin demasiado problema. Décadas antes, fue Noam Chomsky el primero en defender la idea de una gramática universal que se manifestaba gracias a nuestro código genético: los genes dotan a una parte del cerebro humano de la capacidad especializada de aprender el lenguaje. Lo que sí se aprende desde cero es el vocabulario y ciertas variaciones gramaticales, pero existe un conjunto universal de reglas mentales. Fue el psicolingüista Steven Pinker el que hizo más por refrendar las ideas revolucionarias de Chomsky. Según Pinker, todos los humanos hablan lenguas de una complejidad gramatical comparable, hasta los que viven aislados en las tierras altas de Nueva Guinea desde la Edad de Piedra. Todas las personas son igualmente coherentes y cuidadosas siguiendo las reglas gramaticales implícitas, incluso las que no están educadas y hablan lo que se conExiste una sidera argot. Incluso esa forma de hablar en apariencia tan coja de la clase baja de los barrios más pobres obedece a reglas tan racionales y complejas como las de gramática un lord inglés que se expresa de forma afectadísima. universal, los Bajo este prisma, defender una u otra manera de expresarse sólo se puede hacer genes dotan a impulsado por un prejuicio. Por otro lado, la prueba más asombrosa de que estas reglas gramaticales son inuna parte del natas y no se aprenden por imitación, como el vocabulario, la hallamos en lo que cerebro humano se llama el lenguaje criollo: una lengua con reglas gramaticales que nace de una lengua franca, es decir, sin reglas coherentes, adoptada para un entendimiento de la capacidad común entre personas que no tienen la misma lengua materna. El experimento natural más importante en este sentido fue el que estudió Derek especializada Brickerton sobre un grupo de peones extranjeros de diferentes nacionalidades de aprender el que trabajaron juntos en Hawai en el siglo XIX. Estos peones desarrollaron una lengua franca para poder comunicarse entre ellos: carecía de reglas gramaticales lenguaje. coherentes y consistía en una mezcla de palabras y frases para poder salir del paso. Pero estos peones tuvieron hijos. La nueva generación, que creció en este ambiente caótico, de forma automática empezó a asimilar la lengua pero aplicándole las reglas gramaticales universales innatas. La lengua franca adquirió, en boca de estos niños, reglas de inflexión, orden de palabras y gramática coherente, volviéndola una lengua mucho más eficaz y eficiente: un lenguaje criollo. Toda esta transformación sólo la hicieron un puñado de niños por instinto, sin usar gruesos manuales de gramática. Tomado de El instinto del lenguaje, de Steven Pinker


Volumen 1, nº. 5

Página 3

El mito de tomar 2 litros de agua al día Es ya inevitable asociar la salud con la abundante ingestión de agua (mínimo 2 litros, 8 vasos diarios). Incluso, al parecer, beber agua permite mantener más fácilmente la línea. Pero ¿cuánto hay de mito y cuánto de verdad en estas ideas populares? La primera sospecha surge cuando son precisamente las empresas de agua embotellada las que alimentan la idea salutífera del agua en abundancia. Las botellas de agua producen sólo en Estados Unidos un total de 1,5 millones de toneladas de desperdicios de plástico; un plástico que ha requerido 178 millones de litros de petróleo para ser fabricado. El plástico no es biodegradable, tardará cientos o miles de años en desaparecer. El petróleo y el agua embotellada pronto rivalizarán por ser la mercancía cuyo comercio genera más dinero en el mundo; no en vano, el empresario multimillonario estadounidense Thomas Boone Pickens, que forjó su fortuna en las explotaciones petroleras de Texas, ha visto donde está el verdadero negocio: comprar reservas de agua para luego embotellarla y venderla a precio de oro. Porque el agua embotellada, además, ya forma parte del estilo de vida más cool. El ejemplo paradigmático lo constituye la Fiji Water, una marca que asegura que su agua procede de un acuífero bajo la selva de las islas Fiji, y que ya acompaña en todo momento a los ricos y famosos; y en Fiji, irónicamente, casi un tercio de sus habitantes no tienen acceso garantizado a agua potable. Pero muchas de las aguas embotelladas que compramos a diario incluso pueden ser de peor calidad que las aguas

que surgen de los grifos de nuestras casas. Dicho esto, vayamos a los fundamentos científicos del mito. Un estudio realizado en la Universidad de Medicina de Dartmouth, en Estados Unidos, por ejemplo, echa abajo el mito. No existen pruebas fiables de que la ingestión de dos litros de agua diarios tenga un beneficio específico para la salud. El especialista Heinz Valtin, considera que el propio cuerpo humano es capaz de mantener por sí mismo el equilibrio de agua necesario para el buen funcionamiento del organismo. Los alimentos y otras bebidas, como el café, también aportan agua que no suele computarse como agua bebida. Así que la mejor forma de saber si el agua que bebemos es sana para nosotros es beber agua sólo cuando tengamos sed. El estudio también advierte de los posibles peligros que puede acarrear la recomendación universal de los 2 litros de agua: si consumimos más de la necesaria puede correr peligro nuestro riñón, ya que puede no ser capaz de excretar lo suficientemente rápido el exceso de líquido del cuerpo. Beber demasiada agua puede eventualmente causar inflamación en el cerebro, evitando que regule las funciones vitales que debe desempeñar, como la respiración, lo que causa la muerte. Nuestro cuerpo está diseñado para mantener la cantidad adecuada de agua en el organismo a través de la hormona antidiurética y de la sed. Tomado de www.planetacurioso.com

“La mejor forma de saber si el agua que bebemos es sana para nosotros es beber agua sólo cuando tengamos sed.”


Página 4

Ciencia al día

Del niño curioso al adulto aburrido

El rincón del estudiante

“Todas las personas mayores fueron al principio niños (aunque pocas lo recuerdan) Antoine de Saint-Exupéry

A un niño pequeño le causa tanto asombro el ladrido de un perro, como ver a su padre volando.

Leí alguna vez a este señor tan teso, Jostein Gaarder, el de El Mundo de Sofía. El hombre es un maestro, literalmente; una maravilla… Aquí, no voy a ponerme a hablar de filosofía, ¡ni más faltaba! Pero sí de un planteamiento que él hace. La cuestión que Gaarder narra es, más o menos, así: Imagínese, usted, un bebé (ya algo consciente) que ve un perro. Guaguau!! Claro, el chiquito feliz. Es un perro, mamá! Sí, sí… Esta reacción sucederá otras sesenta veces, máximo; hasta que éste ya sea un elemento común en la vida del niño. Se evapora el asombro que causaba antes el perro (o la flor, o el cuento, o el carrito de rodillos) El mismo asombro que causa el animal para el niño, lo causaría ver a su papá volando. Contrario a lo que pasaría con su madre, si esto último sucediera. Probablemente “se infartaría” la pobre mujer, porque, ver a su esposo en el aire sí que se sale de la rutina. Para el niño, perro o papá volador son elementos que, de igual manera, sorprenden. (…) Mi mamá dice que los niños son esponjas. Que absorben todo cuanto se les dice y se les muestra. Yo creo que es verdad. Sólo que no se pueden escurrir (gracias al cielo, porque así nadie sabría nada): Llega un punto en el que se llenan. Crecer y crecen (crecemos y crecemos) y ya no hay asombro que entre. Ya todo da pereza, cansancio... A qué voy con esto? A que maravillarse es, entonces, para mí, el primer paso a recorrer para lograr un conocimiento seguro y duradero. Nunca se me va a olvidar el día que entendí por qué la marea sube “con la luna”; que me explicaron que no era un mito. Jorge Wagensberg, otro grande, llama esa sensación Gozo Intelectual. (Qué lindo!)Y tiene toda una teoría alrededor de ella. Esto es tan impactante, que se imprime, de inmediato, una página en la biblioteca cerebral! Es una misión complicada para los maestros (y con maestros me refiero a todo el que instruya o eduque, no sólo a los profes) enseñar a jóvenes que han perdido su capacidad de asombro. Aunque es, también, su misión, no dejarla perder. Está bien que Silvio no grite de emoción cada vez que ve un perro (o un marciano, dada la situación). Y es que es naturalmente humano acostumbrarse… a todo. Por eso hay evolución, dicen algunos. Pero también es humano admirarse. Entonces, no sólo existe la opción de recurrir a los perros o a los gatos para hacer que los alumnos se fascinen: Existe el Telescopio Hubble, las estrellas, los huesos de dinosaurio, los Guinnes Records, qué sé yo. Este mundo; este suelo, ha sido testigo de la historia que


Volumen 1, nº. 5

Página 5

(continuación) este infinito saco de humanos que ha pasado por aquí, ha escrito. Y está lleno de cosas grandiosas y de preguntas por responder (y por formular!!) Lleno de elementos con los que, sin siquiera buscar mucho, se podría lograr el asombro, del que tanto hablo, en cualquier ser. Con el asombro llega el amor al conocimiento, que es… todo. La maravilla! Es el verdadero Gozo Intelectual. Es lo que siente Stephen Hawkins, me imagino yo, cuando mira el cielo. O lo que siente Isabel, la miss de sociales, cuando lee sobre revoluciones.

La capacidad de asombrarse, el goce intelectual, Los elementos que el alrededor nos ofrece, generan distintas pasiones en cada quien: Una roca, por ejemplo. Lo que ve usted, es distinto a lo que yo veo, cuando los dos la miramos. Alvarito, tal vez, ve su forma. Nico, su historia. Juangui, lasde más fuerzas que actúan sobre ella. Silvio, su composición. Carmenza, Antigua serpiente de una tonelada de peso su naturaleza. Eliana, de dónde viene su nombre. Carlos, su estructura. Usted, quién sabe. ¿Qué ve? Yo, un pedazo de carretera de algún asteroide cercano. Finalmente, pues, lo que quiero decir es que hay que tener muy claro que volverse adulto del todo puede ser muy aburrido. El niño que se fue (o que se es) debería ser guardado en la billetera o en el bolsillo de la camisa. Para sacarlo cuando, por la calle, se tope con un semáforo, con una cebra o con una roca. Con lo que sea. Para sacarlo y asombrarse de nuevo. Para sacarlo tan seguido, que prefiera vivir sobre los hombros. Para sacarlo tan, tan seguido que escalemos, algún día, del asombro al amor al conocimiento. Colaboración de Verónica Suárez, 11A

son la semilla de las que nace el conocimiento.


Página 6

Ciencia al día

Un viaje por Europa

El rincón del estudiante

Europa es un continente bastante complejo a pesar de su tamaño, cada país tiene una cosa por contar y mil y un edificios y cosas patrimonios de la humanidad, pero la verdad es que esta crónica no es sobre el sin numero de lugares que hay que visitar pues se tendría que escribir otro artículo exclusivamente para eso. La verdad es que dentro de tantos castillos, tantas fortalezas y tan bien construidos palacios y ciudades, hay ciertas cosas que pasan desapercibidas a simple vista como por ejemplo, ¿sabía usted que el famoso ingeniero Gustave Eiffel se inspiró en el fémur humano para construir su famosa torre?, ¿que en Suiza el agua es aprovechada al máximo, a tal punto de que los ríos y lagos de ese país son potables? Mi primera parada fue en Sevilla, en un calor infernal, las temperaturas sobrepasaban los cuarenta grados centígrados a la sombra y pues bien si yo esperaba encontrarme con una ciudad tipo museo por los tantos años y acontecimientos ocurridos allí, me encontré con que había un sector exclusivamente dedicado a la ciencia y con una ventaja y es que aprovechan el río Guadalquivir como escenario para algunos de sus experimentos. Este sector es bastante moderno y grande y varias de sus calles tienen nombres de científicos famosos como Darwin o Planck. Muchas de sus instalaciones fueron construidas para la exposición mundial de 1992 „Expo Sevilla‟. Otro dato fascinante fue el reloj de agua, que al dar la hora empieza a producir música, por medio de canales, algo parecido a un órgano o una flauta. Luego en Granada, todavía en Andalucía, se puede ver el complejo sistema de acueductos empleado por los árabes, pues lograron construir este sistema para llevar agua desde la sierra nevada hasta la ciudad y toda la mítica Alhambra que fue una fortaleza mora donde estuvieron los últimos árabes de la península. Lo interesante de este sistema de acueductos es que a los árabes les encantaba el agua y en todo el recorrido se pueden ver bastantes espejos de agua y fuentes que en todo tipo de formas por las que salen sincronizadas montones de agua. En Granada no sólo está la Alhambra, también está el museo más visitado de Andalucía, que es dedicado exclusivamente al estudio de la física y la química, diseñado especialmente para niños. Después del cálido clima de España, llegué a Zürich, en Suiza, bastante gélido para ser veranos, con temperaturas menores a los veinte grados y días más o menos grises (con sol a partir de las seis de la tarde) y para mi sorpresa, fue el lugar más limpio que he conocido, absolutamente todo lo reciclan, el agua es tan limpia que se puede tomar de los ríos y de los lagos y además de su limpieza, altos precios y amor ecológico, está la universidad donde estudió Albert Einstein, en un excelente campus, grandes edificios e inmensos parques; claro, después de las seis o siete de la tarde, ya no se ve un alma.


Volumen 1, nº. 5

Página 7

Un viaje por Europa (continuación) De vuelta en España, en Madrid ahora hay ya indicios de la automatización del transporte, por ejemplo en el aeropuerto de Barajas, hay un tren que no necesita de piloto y está todo programado; Madrid, además de su excelente comida, es la segunda ciudad más arborizada del mundo a pesar de encontrarse en un desierto. De Madrid salí a Barcelona, la ciudad industrial de España. Esta ciudad me dejó con la boca abierta, no solo porque no señalizan en español ni lo hablan mucho, en vez de español hablan Catalán, sino porque muchos de sus parques y plazas tienen más de un significado, por ejemplo la plaza España, junto a MontJüic, posee una inmensa fuente que al anochecer, se presenta con un juego de luces y música y dependiendo del ritmo, la fuente cambia su movimiento. Otra cosa es la obra de Antoni Gaudi, pues la extravagancia de sus obras es basada en la naturaleza, es decir, sus edificios se asemejan a árboles, conchas, caracoles, piñas y muchas otras cosas que se encuentran con mirar al jardín, pero sin duda, su obra más representativa es la de la Sagrada Familia, catedral que lleva más de cien años en construcción, estiman que será terminada en el 2025. Lo fascinante de esta obra, es que es hecha a partir de la imagen de un espejo, es decir, el tipo jugó con unos sacos de arena y unas cuerdas, de tal forma que arregló un sistema de poleas que se asemejaba a un candelabro, ahora este candelabro lo reflejó en un espejo y ahí está la maqueta de la Sagrada Familia, que a partir del año entrante, será posible hacer misas allí adentro, incluso en construcción. En Barcelona hay un sinfín de cosas para contar, pero se haría muy largo contarlas todas. Cuando estaba ya en París, uno de los momentos más felices de mi vida diría yo, por la cantidad de historias y sucesos que allí ocurrieron, como el 14 de Julio, la toma de la Bastilla que fue un punto clave de la revolución francesa. En fin, allí también estaba el museo donde guardaban todas las cosas con las que habían hecho las convenciones del sistema métrico, que lo busqué insatisfactoriamente porque no lo pude encontrar, pero eso no me desanimó, el centro Georges Pompidou en su bizarra forma es un ejemplo de creatividad, el Grand Arch tiene una excelente vista y tiene un museo de la evolución del computador y de pinturas en “relexion” o algo así (son esas que uno ve el punto blanco 30 segundos y después cierra los ojos y desepesole aparece Jesús o quien a uno le digan) está en el mismo sentido que su Antigua serpiente de más de una tonelada antecesor, el famoso arco del triunfo. También están los palacios, el grande y el pequeño, que tienen un techo hecho de vidrio y se exhiben obras de arte, casi todo lo anterior mencionado puede ser encontrado por la vía de los Chámps Elyseés. La librería es otra cosa curiosa, pues sus cuatro edificios asemejan libros abiertos y en el centro de ellos hay unos árboles gigantescos que se encuentran en la amazonía, por lo que estos tienen que tener una ambientación especial, puede llegar allí por la línea 14 del metro, que al igual que el tren de Barajas, no tiene piloto, pero este recorre mayores distancias. Claro, no se puede ir a Paris y no ver la famosa Torre Eiffel, que es basada en el fémur humano, utilizando hierro no en toda la torre, sino en ciertos puntos clave, pues sino no podría mantener la figura que tiene y se vendría toda al piso. Otro destino interesante es el Panteón, donde está el péndulo de Foucault y lo especial de este péndulo es que demuestra la rotación de la tierra y claro, también están allí Denis Diderot, el enciclopedista junto con Víctor Hugo, Emile Zolá y Alejandro Dumas, entre otros . En los inválidos está el museo militar de Francia junto on sus héroes de guierra, Napoleón I y otros se pueden encontrar allí junto con replicas de el v1 y el v2, las primeras armas autopropulsadas de la historia y claro una explicación de cómo lo hacían. En fin, creo que esto fue una experiencia que me aclaró y me dejó bastantes dudas así como una gran satisfacción, Europa, como bien me lo ha dicho cierto profesor y amigo mío, es un libro abierto, de una u otra forma, uno termina por aprender algo. Colaboración de Pablo Uribe Wolff, 11B


Página 8

Cinco experimentos de psicología que vale la pena conocer

Equipo Editorial: Jefe de área: Juan Guillermo Toro Colaboradores: Verónica Suárez Pablo Uribe Wolff

¡Estamos en la web: http://fisicaccb.edublogs.org

1) Cueva de los ladrones: Teoría de la identidad social. Llevado a cabo entre niños de 11 años de edad en un parque público de Oklahoma, demostró lo sencillo que es inducir a la gente a pertenecer a un grupo concreto y a formarse ideas hostiles o prejuicios hacia los que no formen parte de ese mismo grupo. El fútbol podría adscribirse a esta dinámica. La película La ola incide en el asunto, desde otro punto de vista: un profesor en Alemania instituye un régimen de extrema disciplina en su clase, restringiéndoles sus libertades y haciéndoles formar en unidad. 2) Poder corrupto: La prisión de la Universidad Stanford. Se realizó en una cárcel ficticia creada en el sótano de la Universidad Stanford. En un grupo de oficiales al cargo de prisioneros, finalmente los oficiales acaban disfrutando de su poder frente a los segundos y esto deriva en situaciones de abuso. Popularmente quizá esta idea ha cuajado con el llamado “síndrome del portero de discoteca”. 3) Obediencia a la autoridad: Capacidad humana para la crueldad. Si una autoridad nos permite violar la ley e incluso traspasar la frontera de nuestra moralidad, sentimos propensión a hacerlo, tal y como intentó demostrar el psicólogo Stanley Milgram en 1963. 4) Conformidad: No creas lo que ven tus ojos. En 1951, Solomon Asch se puso como meta identificar y cuantificar el grado en que las personas adoptan juicios erróneos o falsos sólo para permanecer dentro del grupo y cómo el grupo puede llegar a influenciar en la conducta de una persona. Ya se sabe aquello de que la masa es ciega y estólida. Y la mayoría de actos de barbarie se llevan a cabo con más facilidad si se perpetran en el maremágnum de un grupo. 5) Mentirse a uno mismo. En un experimento clásico realizado en 1959, psicólogos desarrollaron un modelo con diferentes niveles de deshonestidad, en el que se intentó comprobar hasta qué punto una persona ignorará su propia experiencia, incluso hasta convencer a otro de algo que no es cierto. Es lo que se llama “disonancia cognitiva”. Y aunque suene horrible, nuestra mente es más sana y funciona mejor cuanto más fácilmente sepamos mentirnos a nosotros mismos sobre cuestiones espinosas. Tomado de www.almagazine.com


BOLETIN CIENCIA AL DIA