Issuu on Google+

Colegio

Historias de Prejardín y Jardín día de la Mascara

2013 • 2014


ROSSETA EL HADA DEL AGUA Por. María José Chavarriaga Osorio Pre - Jardín 2.013 – 2.014

Cuenta la leyenda que hace mucho tiempo atrás, existió una familia que vivía entre las montañas. (Papá, Mamá, y dos hijos), que tenían una granja en la cual había caballos, vacas, gallinas, patos, aves, y toda clase de animales silvestres. En la granja abundaban las flores, los árboles la vegetación y la familia cultivaban la tierra y así tenían todo lo necesario para alimentar los animales y para su propia alimentación. Pero toda esa felicidad en la que vivían, se fue empezando a perturbar, por la falta de agua, ya que los hombres que habitaban la aldea que estaba más arriba de su granja, contaminaban sin cesar y mal gastaban el río de donde tomaban su agua para alimentarse, para los animales y lo más importante para cultivar. La situación empeoro tanto que llego al punto que los animales empezaron a morir, los cultivos a no dar frutos y casi no tenían agua para beber. Un día los niños al ver el desespero de sus padres decidieron ir a lo profundo del bosque en busca de agua, o de algo con lo que pudieran ayudar a sus padres, empacaron un poco de pan en la mochila y montaron su caballo Pinto que era el único que permanecía fuerte y partieron apenas con los primeros rayos de sol, en busca de algo para ayudar, dejando una nota a sus padres para que no se preocuparán por ellos. Pasaron los días y los niños habían recorrido mucho camino, ya no tenían pan, y unas semillas que habían recogido en el camino era su última ración, las comieron se acostaron a los pies de un árbol y miraron al cielo pidiendo una ayuda divina por que sentían que iban a desfallecer. En


medio de la noche escucharon un sonido y enseguida fueron a buscar, se encontraron con una luz azul reluciente que se estremecía dentro de una bolsa a lo largo del tronco de un árbol. Dudosos de sí acercarse, al final decidieron tomar la bolsa, a duras penas la podían sostener y escuchaba un murmullo como sí se tratara de alguien pero no podían entender. Cuando lograron abrir el saco ohh! Sorpresa era una mezcla entre cuerpo de niña y alas, un resplandor único que había caído en la trampa de un cazador, fue cuando uno de los niños pensó de que habían encontrado una hada y se apresuraron a liberarla y curarla de las heridas que causo la trampa. El hada se desmayó mientras la curaban y los niños la acomodaron entre ellos para así poder mantenerla caliente, y a su vez ellos poder dormir pues la falta de comida y tanto caminó recorrido los tenía exhaustos. En medio de la noche el hada se despertó y se dio cuenta como los niños la habían curado y del mal estado en el que se encontraban, entonces tomo de un saco un polvo brillante color oro el cual rocío por encima para q recuperarán sus fuerzas y espero a que ellos despertaran en la mañana y empezó a hablarles, los niños aterrados por lo que la noche anterior parecían murmullos hoy eran palabras que entendían perfectamente y con el asombro de estar en frente de una hada. Los niños le contaron al hada porque estaban en el bosque, y ella como gesto de agradecimiento se ofreció a acompañarlos de vuelta a casa y ayudarlos. Los niños muy entusiasmados no dudaron ni un minuto montaron a Pinto quien también había recibido el polvo de hadas y lo había convertido en todo un corcel con unas flamantes alas que ahora le permitían volar. Cuando llegaron a la granja los padres de los niños estaban casi al borde de fallecer por la falta de agua, y lo que un día fue una granja hermosa ahora era casi ruinas. E {hada se acercó a los padres, los curo y cuando despertaron dentro de mucho asombro reconocieron a sus hijos y los abrazaron. Ellos le contaron su historia con el hada y se la presentaron. Pero a pesar de estar reunidos y de sentirse mejor los padres de los niños no dejaban de pesar que el río ya no lo podían usar y que no podrían vivir más en la granja. Fue ahí cuando vieron al hada elevarse en el cielo y soltar una mareada de colores que se tomó el río y lo purifico devolviéndoles el agua pura y limpia que tuvieron antes. Los padres no lo podían creer y estaban felices, fue cuando la hada bajó y le entregó una bolsa a la niña menor y le dijo acá te entrego la vida, cuídala, cultívala, enséñales a los demás de su importancia. Y desapareció, la niña abrió la bolsa y para sorpresa de ella era un poco de agua lo único que contenía.......................


LA SIRENITA Por. Manuela Rivera Baquero Jardín 2.013 – 2.014

El día en que la menor de las princesas sirenas salió a la superficie, vio un barco donde viajaba el príncipe, del que se enamoró. El barco naufragó, y la sirena salvó al príncipe de morir ahogado, dejándolo en la playa. Como solo pensaba en regresar con el príncipe, recurrió a la bruja del mar para transformar su cola en un par de piernas. Esta le concedió la más bella figura a cambio de su magnífica voz, y le advirtió de que si el príncipe se casaba con otra mujer, la sirena moriría a la mañana siguiente. La sirenita volvió así junto al príncipe y se ganó su afecto con su gracia y sus bailes, pero él en secreto estaba enamorado de la primera joven que había visto al despertar en la playa, quien creía era su salvadora. Esta resultó ser la princesa del reino vecino con quien los reyes habían acordado casarlo, y el príncipe celebró su boda feliz, acompañado por toda la corte, incluida la muda sirenita, que no tenía voz para explicar la verdad.
 En una última oportunidad, antes de salir el sol, sus hermanas aparecieron con un cuchillo que habían conseguido de la bruja a cambio de sus preciosas cabelleras. Solo tenía que matar al príncipe mientras dormía para recuperar su cola. Pero la sirenita no quiso hacerlo, y se lanzó al agua, donde se convirtió en espuma.


LOS COLORES DE LA VIDA Por: Susana Moncada Herrera Pre - Jardín 2.013 – 2.014

Érase una vez una niña que vivía cerca de una montaña donde cada tarde se ocultaba el sol, a ella le gustaba mucho atravesar el riachuelo que había frente a su casa para subir hasta la parte más alta de la montaña y saludar a su cálido amigo, juntos disfrutaban del paisaje y la fresca brisa, cuando ya llegaba el momento de la despedida el sol le regalaba nubes que iba pintando de hermosos colores dorados, plateados, naranjas, azules y violetas, con los cuales daba bienvenida a la noche, cuando ya empezaba a oscurecer la niña bajaba a su casa y saludaba a las bullosas chicharras y grillos que parecieran nunca cansarse de cantar iluminados por la luz de las estrellas. Una tarde la niña iba subiendo la montaña cuando vio que aparecían negros nubarrones a lo lejos, se apresuró para saludar a su amigo porque quería cantarle la canción que había compuesto para él en ese día, y cuando llego a la cima le canto su canción y el sol sonrió y le envió bellos rayos de luz que atravesaron las nubes gordas y grises, de repente unos fuertes truenos se escucharon y la tierra cimbro, la niña se asustó mucho, cayó al suelo y se puso a llorar, mas su amigo el sol la consoló, y le dijo que se levantara y abriera los ojos que le daría un gran regalo con los colores de la Vida… la niña se levantó, abrió los ojos y quedo asombrada y feliz, ese día su amigo le regalo un Arcoíris.


EL TIBURÓN GRUÑÓN Por: Juan Miguel Quintero Jardín 2.013 – 2.014

En las aguas mansas del inmenso mar habitaba una gran familia de peces que vivían en armonía, lo único que perturbaba su tranquilidad era la visita de un enorme tiburón al cual todos le temían, pues se rumoraba que era muy gruñón. Un día uno de los pequeños pececitos desapareció, todos sumamente preocupados nadaron por todo el mar en su búsqueda, cuando de pronto aparece el temido tiburón con el pequeño pececito; les conto a todos q se había perdido y se encontró al temible tiburón al cual le pidió ayuda y este lo trajo de regreso a su hogar, también les conto q el tiburón se sentía solo por eso era gruñón. La familia de peces sorprendida, en agradecimiento lo adopto en su familia y desde entonces el protege a su nueva familia. Colorín colorado este cuento se ha terminado Fin......


EL GRAN PEZ Por: Samuel Enciso Bolaños Jardín 2.013 – 2.014 Tiempo atrás había un niño llamado Samuel vivía con su padre, madre y hermano mayor, su familia se dedicaba a la pesca eran muy pobres y su único sustento era lo que el mar podía ser por ellos, cierto día encontrándose en el mar pescando con su padre atraparon una gran pez su color era dorado como el oro y sus ojos verdes brillantes como diamantes, el niño y el padre se alegraron mucho al ver el tamaño del pez así que el padre le pidió al niño que corriera hasta su casa y trajera un hacha para partir el enorme pez, el niño corrió busco el hacha del padre no encontrando ninguna, entonces volvió donde se encontraba su padre con las manos vacías. Busque por todas partes tu hacha padre pero no la encontré le dijo Samuel, el padre furioso le dijo niño tonto no has buscado bien sostén la red yo la buscare, de inmediato Samuel tomo la red sosteniéndola con gran fuerza para que no se fuera escapar ese gran manjar, de repente y sin esperar aquella situación el pez le hablo, le dijo al niño, Samuel déjame escapar yo también tengo familia e hijos yo sé que tú eres buen niño y me sabrás comprender, si me dejaras escapar te prometo que en mi encontraras un amigo incondicional, en ese momento Samuel no sabía qué hacer por un lado se encontraba su padre y por el otro el gran pez, en ese momento su padre encontrando el hacha se dirigía hacia él, Samuel miro al pez con gran compasión le dijo tú también eres un ser vivo y mereces vivir así pues el niño dejo ir al gran pez. Su padre al ver esta situación se puso furioso con el niño diciendo; que hiciste porque lo dejaste ir, no tedas cuenta que con aquel podíamos comer, el niño observo a su padre y le dijo; algún día esta noble decisión mejorara nuestra situación. Paso mucho tiempo después de aquella situación con el gran pez, Samuel ya era un joven audaz y valiente y en uno de sus viajes cayo por la borda del barco en el que iba, de repente encontrándose perdido, asomo la enorme cabeza un gran pez; te acuerdas de mí, tu amigo al que alguna vez salvaste, toma mi aleta yo te llevare hasta una orilla, de esta forma Samuel pudo salvar su vida, agradeciendo al gran pez por ser su amigo fiel.


EL PULPO HACE MALABARES Por: Martin Pérez Jardín 2.013 – 2.014 Había una vez un pulpo llamado Martín Pérez, que se le desinflo las pelotas, llamo a su papá por teléfono urgente, el papa llego con la bomba de inflar, lo reparo con cinta transparente. Fue al colegio IDEAS feliz y contento para hacerle malabares a la profe Claudia, la profe Ana María, a los compañeros y Jahuira, el pulpo Martín Pérez contento y feliz los invita al colegio IDEAS para que vean los malabares de Martín el pulpo y escuchen la canción del pulpo. EL PULPO HACE MALABARES EL PULPO HACE MALABARES ( BIS ). Fin colorado este cuento se ha acabado tan, tan. EL PULPO HACE MALABARES EL PULPO HACE MALABARES ( BIS ).


BACHUÉ

Jardín 2.013 – 2.014 Según la Mitología Colombiana, Bachué es la diosa de la cultura Muisca, progenitora de la humanidad... Bachué o Furachogua que en el idioma indígena significa mujer buena ("fura" "mujer y chogua" "cosa buena) La leyenda cuenta, la historia de una mujer que emergió de la laguna de Iguaque (cerca a Tunja-Colombia) acompañada de un niño de 3 años. Con el pasar del tiempo y una vez que el pequeño había crecido celebraron matrimonio y poblaron la tierra. Cuando el mundo estaba poblado, y ellos viejos, retornaron a la laguna y se sumergieron en las aguas en forma de dos grandes serpientes, dejando muchas enseñanzas y un legado a los muiscas y la cultura colombiana. Desde entonces, la laguna es sagrada, porque es el lugar de origen mítico en el que confluyen los elementos fundamentales del universo Muisca: el agua, la tierra, la energía del sol y la fertilidad, ya que en cada parto daba a luz entre cuatro y seis hijos, convirtiéndose en pilar de la humanidad. La diosa es representada por la serpiente, el animal más importante para los Muiscas, quien simboliza y representa el comienzo y el final de la vida.



Historias de prejardin y jardin dia de la mascara