Page 1

BOLETÍN INFORMATIVO C O N V E R G E N C I A

C I U D A D A N A

P A R A

L A

G E S T I Ó N

Guatemala, 08 de febrero 2018 |Boletín no. 30| www.cociger.org |

D E L

R I E S G O

| A Ñ O

COCIGERGuatemala|

2 0 1 8

@CocigerGT

DIAGNÓSTICO EN 06 COMUNIDADES AFECTADAS POR LA EMERGENCIA DEL VOLCÁN DE FUEGO REVELA MEJOR ORGANIZACIÓN AUNQUE, AÚN CON MUCHAS DEBILIDADES Y RETOS A ENFRENTAR

Guatemala es un país rico en recursos naturales, esto dado por su posición geográfica, siendo el centro de América. Se ubica entre el Mar Caribe y el Océano Pacífico. Además, en cuanto a geología, su territorio se encuentra entre tres placas tectónicas distintas, la placa de Cocos, la placa del Caribe y la placa de Norteamérica. Estas circunstancias han hecho que Guatemala cuente con 7 biomas y 14 zonas de vida, lo que le ha valido para ser considerado uno de los 20 países megadiversos a nivel mundial.

El área total del país es de 108,890 km², dividiéndose administrativamente en 8 regiones, 22 departamentos, 340 municipios y aproximadamente 23,500 centros poblados entre ciudades, villas, pueblos, aldeas, caseríos, parajes, entre otros. Según la proyección del Instituto Nacional de Estadística (INE) al año 2015, Guatemala contaba con 16, 176,133 habitantes, con una tasa de crecimiento de 2.3% anual. Las condiciones antes mencionadas hacen que Guatemala sea un país propenso a ser afectado por fenómenos naturales extremos. De acuerdo al Índice de Riesgo Mundial 2017 (World Risk Index), Guatemala ocupa el octavo lugar en cuanto exposición, y el cuarto lugar respecto al mayor riesgo a nivel mundial.

La combinación de condiciones naturales, sociales, políticas económicas y culturales hacen que Guatemala sea un país expuesto a diferentes riesgos, que pueden resultar en desastres, lo que le hace altamente vulnerable y que ha cobrado miles de vidas a lo largo de su historia. Respecto a las amenazas geológicas, específicamente a las erupciones volcánicas, Guatemala cuenta con


2 | B O L E T Í N I N F O R M AT I VO

4 volcanes activos de los 37 que hay en el territorio nacional. Uno de los volcanes con mayor actividad es el Volcán de Fuego; de acuerdo con el INSIVUMEH, se clasifica como estrato-volcán compuesto, con un tipo de erupción estromboliana-vulcaniana, lo que significa que puede generar flujos piroclásticos, lahares, caída de bloques, bombas y cenizas.

El Volcán de Fuego registró una de sus mayores actividades, y la segunda del año, el pasado 3 de junio del año 2018, impactando en diferentes magnitudes a diversas comunidades de los departamentos de Escuintla, Sacatepéquez y Chimaltenango, principalmente de los municipios de Escuintla, Alotenango y Yepocapa; de acuerdo con el informe de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres CONRED al 09 de enero del 2019, se registraron 1,714,387 personas afectadas, 12,823 personas evacuadas, 27 personas heridas, 201 personas fallecidas y 229 personas desaparecidas. Aún se encuentran habilitados 03 de los 17 albergues que se establecieron durante los primeros meses de la emergencia, reportando así a 2,288 personas que se encuentran albergadas a la fecha.

Dentro de las áreas pobladas circundantes al Volcán de Fuego se encuentran las comunidades de Morelia, Panimaché I, Panimaché II, La Trinidad, Don Pancho y Unión Maya. Dado que el volcán ha continuado con su actividad en los últimos meses, estas comunidades se encuentran expuestas a esta amenaza.

La Concertación Regional para la Reducción del Riesgo (CRGR) junto a la Convergencia Ciudadana para la Gestión del Riesgo (COCIGER), como parte de la Sociedad Civil, apoyan el proceso de reconstrucción y adaptación de las comunidades afectadas, por medio del proyecto de emergencia con una duración de 10 meses. Por lo que es necesario contar con un diagnóstico que provea de información primaria sobre las afectaciones, experiencias y conocimientos de las

familias de estas comunidades para generar una intervención oportuna y sin daño. Este diagnóstico en su objetivo fue de generar información primaria cualitativa y cuantitativa, lo que ha permitido caracterizar de manera inicial las afectaciones que las familias de las comunidades cercanas al Volcán de Fuego han tenido después de las erupciones que este ha presentado; para la toma de mejores decisiones respecto a estas comunidades.

Para ello se determinaron las características socioeconómicas básicas de las familias de las comunidades cercanas al Volcán de Fuego; se identificó la dinámica de organización y comunicación comunitaria para responder ante las emergencias; también se establecieron las afectaciones de los medios de vida desde la perspectiva de las mismas familias y se identificó a los grupos de personas más vulnerables de las comunidades ante una emergencia. Para la elaboración del diagnóstico se contó con una muestra de 293 familias entrevistadas. Se utilizó un muestreo estratificado y sistemático para la aplicación de las entrevistas, partiendo de una primera familia seleccionada aleatoriamente. En general, la mayoría de las personas que se encuentran en las comunidades han vivido en ellas por muchos años, llegando en varios casos, a ser más de 25 años. La mayoría de personas adultas están casadas o unidas. En cuanto a composición familiar, más del 60% de las familias cuentan con personas adultas hombres y mujeres, niños y niñas y jóvenes.

Más del 80% de las familias tiene vivienda propia y una minoría comparte, alquila o presta la vivienda. La mayoría de las viviendas tiene entre 2 y 3 ambientes, techos de lámina, paredes de block y pisos de cemento. La mayoría de casas tiene acceso a agua potable y a energía eléctrica. Aproximadamente el 50% de las


B O L E T Í N I N F O R M AT I VO | 3

viviendas tiene drenajes. Menos de la mitad de las viviendas tienen servicio sanitario de cerámica. Muy pocas viviendas cuentan con el servicio de extracción de basura, por lo que las personas depositan sus desechos en basureros informales o clandestinos.

La mayoría de las personas en las comunidades, en cuanto a alimentación, consumen los comestibles producidos por las mismas personas en sus hogares, y compran el resto de alimentos. La mayoría de personas consideran que el agua es apta para el consumo humano aunque algunas consideran que sus características organolépticas no son las mejores. La mayoría de familias tiene su propia parcela y cultivan café, granos básicos, frutas y hierbas, como agricultura de subsistencia. El principal producto que comercializan es el café. Muy pocas familias tienen granjas pecuarias en las que generan huevos y carne de pollo. Casi la totalidad de las familias en las comunidades utiliza leña en su hogar siempre para cocinar, la cual obtienen de bosques familiares, bosques comunales, privados, municipales u otras fuentes.

Más de la mitad de las familias de las comunidades están integradas por niños, niñas y jóvenes. Son predominantes las actividades agrícolas como empleo y medio de vida, tanto para los adultos hombres como para los jóvenes; aunque la mayoría de los y las jóvenes son estudiantes.

Las comunidades presentan una dinámica de organización comunitaria bastante sólida para responder ante las emergencias, aunque hay debilidades en cuanto a la comunicación y el reconocimiento de las estructuras organizativas comunitarias por parte de la misma comunidad, lo cual es clave para la prevención comunitaria. En general, comunidades conocen al Alcalde Auxiliar y al COCODE, mientras pocas conocen a la COLRED y sus instrumentos. La mayoría de personas de las comunidades considera que la comunidad cuenta con una organización preparada para responder ante las erupciones del Volcán. Las comunidades fueron directamente afectadas en sus medios de vida por las erupciones del volcán, ya que estas impactaron en los cultivos y los bosques, y por lo tanto en la alimentación y la economía de la familias, además, impactaron en los sistemas de agua y en las estructuraras de las casas y algunos edificios centros educativos y en la mayoría de los techos de las casas. La mayoría de personas en las comunidades no hizo nada con la arena (ceniza) que cayó y ha caído por la erupción del Volcán de Fuego. Las enfermedades más comunes son las gastrointestinales, infecciones respiratorias agudas, las cuales

están asociadas a principalmente a las erupciones del Volcán de Fuego y al consumo de agua contaminada. Una quinta parte de las personas en las comunidades padecen de enfermedades crónicas; en todas las comunidades, hay personas que necesitan atención especializada, principalmente médica. La mayoría de personas nunca ha participado en jornadas de apoyo psicosocial.

Los personas más vulnerables de las comunidades cercanas al Volcán de Fuego ante una emergencia son principalmente los niños y niñas presentes en todas la comunidades; las personas con discapacidad que están presentes en 4 de las 6 comunidades, siendo más concurrente la discapacidad visual; las personas


4 | B O L E T Í N I N F O R M AT I VO

mayores y las personas con enfermedades crónicas; las mujeres embarazadas, separadas y divorciadas, que están presentes en minorías en la mayoría de las comunidades.

La mayoría de las personas en las comunidades considera más vulnerables ante emergencias a los niños y niñas, personas mayores, mujeres embarazadas, y personas con discapacidad.

La mayoría de personas de las comunidades desconocen si la comunidad cuenta con medidas de salvaguarda o seguridad ante una emergencia e ignoran los abusos que se pueden dar durante una emergencia y los mecanismos para denunciar tales abusos o conductas inadecuadas dentro de un albergue.

Es necesaria la implementación de campañas de comunicación alternativa para que la mayoría de las familias de las comunidades tengan acceso a la información sobre la protección en emergencias; así también participar en asambleas comunitarias e involucrar a las familias en los procesos de prevención, mitigación y preparación ante las emergencias. Además, es urgente mejorar la integración del sistema de protección y gestión de riesgos, teniendo en cuenta a los grupos de personas más vulnerables de las comunidades ante una emergencia, desarrollando procesos formativos basados en la educación popular, para que las comunidades cercanas al Volcán de Fuego se adapten y puedan sobrellevar de mejor manera la amenaza que tiene cerca.


B Osociales L E T Í N I NyFacadémicas O R M AT I VO | 5 COCIGER es un espacio de organizaciones

que impulsan el desarrollo de capacidades para la Gestión del Riesgo a Desastres en Guatemala

Miembros activos de la CONCERTACIÓN REGIONAL PARA LA GESTIÓN DE RIESGOS -CRGR-

02 calle 4-50 zona 2, Guatemala, Centroamérica Tel: (502) 2220-2759

Boletín Informativo COCIGER Guatemala

Diagnóstico en 06 comunidades afectadas por la emergencia del volcán de Fuego...  

Diagnóstico 06 comunidades afectadas por la emergencia del volcán de Fuego revela mejor organización aunque, aún con muchas debilidades y re...

Diagnóstico en 06 comunidades afectadas por la emergencia del volcán de Fuego...  

Diagnóstico 06 comunidades afectadas por la emergencia del volcán de Fuego revela mejor organización aunque, aún con muchas debilidades y re...

Profile for cociger
Advertisement