Issuu on Google+

divulgación

La boca y la alimentación son los pilares de sustentación de la migraña (IV)

La alimentación un pilar fundamental de la Migraña Amelia de la Ballina Peruyera, médico estomatólogo Daniel Fernández de la Ballina, odontólogo Tamar Gómez Pérez, ortodoncista Andrea Fernández de la Ballina, médico

Teniendo en cuenta que las causas de la migraña que coexisten como responsables de este cuadro clínico tan frecuente como invalidante son varias, el artículo de este número de Trazas lo dedicaremos a la alimentación como responsable de la migraña junto con la boca, de la que ya hablamos en Trazas 12, 11, y 10. “Descartar la presencia de una intolerancia alimentaria en caso de migraña es obligatorio en la medicina actual, mejoraremos la calidad de vida de nuestros pacientes a bajo coste.” norteamericanos1,2, como John F. Kennedy (19171963). El presidente de EE.UU. padeció migrañas toda su vida, así como fuertes dolores crónicos que sobrellevó con cortisona; Elvis Presley (1935-1977), el astro de la música y uno de los grandes referentes del rock mundial, también sufrió intensos dolores de cabeza por migraña, y Vincent Van Gogh (18531890), pintor impresionista, además de padecer diversos periodos de migraña, sufrió de problemas mentales a lo largo de su vida adulta3 (Figura 1).

Figura 1. Dolor de cabeza histórico. l dolor de cabeza es un importante problema de salud pública de los países desarrollados. Es uno de los motivos de consulta más frecuente en los Centros de Atención Primaria y en las consultas de Neurología. Este problema está también entre las causas clínicas que provocan más gasto sanitario directo, por consumo de medicamentos, y más gastos indirectos por bajas laborales.

E

La migraña, un dolor histórico El dolor de cabeza o cefalea es un mal histórico; numerosos personajes de la historia nos han dejado testimonio de sus episodios de dolor de cabeza, desde la reina María Tudor hasta los presidentes

revista trazas

8

Después de descartar patologías neurológica graves que pueden tener como síntoma inicial una migraña, mediante una exploración neurológica completa y compleja, que casi todos los pacientes que padecen migraña han realizado, pues el médico de familia les envía al neurólogo, hay que descartar la presencia de un síndrome de disfunción postural descendente cuyo origen está en la boca, y/o una intolerancia alimenticia que se manifiesta con migrañas cuando se ingiere el tóxico alimentario. La alimentación moderna, con abuso de azúcares, productos lácteos, harinas refinadas, cocina a más de 110 °C, cereales mutágenos, aditivos alimentarios conservantes, colorantes, aromatizantes, edulcorantes, emulsionantes, espesantes, potenciadores del sabor (saborizantes) que forman parte de los ingredientes habituales de cualquier alimento prefabricado, etc., favorece el aumento de la flora de putrefacción, con exceso de macromoléculas bacterianas y alimentarias, lo que nos predispone a la inflamación de la mucosa, y a la hiperpermeabilidad intestinal

no 13 - 2014


divulgación

permitiendo el paso a la sangre de moléculas que debían ser eliminadas y que son tóxicos alimenticios, responsables de la intoxicación celular de células tan sensibles como son las neurológicas4. Este tipo de alimentación produce acidosis metabólica. Cuando la acidez es tal que el cuerpo no puede eliminarla vía orina, heces, respiración o sudor, lo que hace es almacenarlo en los tejidos. Entonces el sistema linfático (inmune), vuelve a lanzarlo de nuevo a la sangre, y los ácidos se acumulan en el tejido conectivo (Figura 2). Los desequilibrios del pH de la sangre y de los tejidos producen irritación e inflamación y prepara el terreno para las enfermedades. El sistema circulatorio intentará eliminar los ácidos en forma de gas o de líquido, a través de los pulmones o los riñones. Si hay demasiados desechos, los depositará en varios órganos: corazón, páncreas, hígado y colon, o en el tejido graso, incluyendo pechos, caderas, muslos y abdomen y cerebro; este proceso conduce a las enfermedades degenerativas, cáncer incluido.4,5 El abuso de tóxicos alimentarios, mal digeridos y eliminados, genera a su vez ensuciamiento celular y acidosis metabólica que se manifiesta mediante enfermedades crónicas limitantes, y de difícil diagnóstico, ya que su sintomatología es multiclínica y errática; son las llamadas por Jean Seignalet enfermedades por ensuciamiento tipo migraña, dia-

betes, artrosis, fibromialgia, fatiga crónica, esquizofrenia e incluso leucemia y cáncer.6,7

Síndrome neurológico de las intolerancias alimentarias La asociación entre alergia alimentaria y migraña se investiga desde hace décadas. Ya en los años 30 se estableció que dos tercios de los pacientes con cefaleas experimentaban mejoras sustanciales con dietas de eliminación. El contacto entre el alérgeno proteína del alimento que resulta tóxica para las personas con alergia y un anticuerpo que fabrica el organismo, la inmunoglobulina E específica (IgE), da lugar a una mayor liberación celular de histamina y otras aminas, que provocan inflamación y que actúan como desencadenantes de la crisis de migraña en personas hipersensibles o alérgicas a ciertos alimentos. Entre los alimentos identificados como más alergénicos se encuentran la leche, huevos, pescado, marisco, frutos secos, leguminosas (cacahuete y soja), y algunas frutas (melocotón, albaricoque, ciruela, cereza, fresa y kiwi). La migraña se acompaña siempre de otros síntomas digestivos, respiratorioso dermatológicos que tienen relación directa con la intolerancia, y/o alergia alimentaria, descritos con más detalle en Trazas, 5, 6, 7, 8 y 9.

Figura 2. Esquema de los alimentos ácidos y alcalinos.


divulgación

En esta ocasión hablamos de la migraña, que es uno de los síntomas del cuadro neurológico que puede acompañar a una intolerancia alimentaria y que denominaremos, para un mejor entendimiento, S. Neurológico: dolor de cabeza, irritabilidad, agresividad, falta de concentración, dificultad de aprendizaje, retraso escolar. No podemos olvidar el S. de Respiración Bucal (SRB) tan frecuente que normalmente acompaña a la migraña secundaria a una intolerancia alimentaria, y que al no se le da ninguna importancia a nivel médico, cuando si no se trata precozmente nunca conseguiremos devolver la calidad de vida que se tiene con una respiración nasal 4, 5, 6, 7, 8, 9 (Figura 3).

celular sea correcta o no, y cuando hablamos de migrañas, la nutrición de las células neurológicas debe ser perfecta. Son muchos los pacientes que creen que algunos alimentos como el queso, el chocolate, el plátano o el vino, pueden desempeñar un papel determinante, tanto en el inicio de una crisis como en el empeoramiento del dolor. Y aunque no todas las crisis de migraña tienen su origen en la alimentación, conviene saber que el consumo de determinados alimentos puede acelerar su aparición y agudizar sus síntomas.13

Otros factores que también cuentan o pueden desencadenar una migraña 1. El déficit de la enzima diaminooxidasa (DAO) hace que la histamina no sea degradada y metabolizada en el intestino delgado y no se elimina, se almacena causando diversos trastornos, entre ellos la migraña. 2. Alimentos con alto contenido en tiramina, histamina, fenilalanina o flavonoides fenólicos: • Chocolates, quesos duros y fermentados, cítricos, plátanos, carnes rojas, fiambres, salchichas, bacón, jamón, o marisco, vino tinto, cerveza, cacahuetes, nueces...

Figura 3. Alimentos que producen y alivian la migraña.

Alimentos frecuentemente implicados en la migraña

• Aditivos alimentarios (conservantes, colorantes y aromatizantes artificiales, aspartamo, glutamato monosódico, que se utilizan para ensalzar el sabor de los alimentos: aceitunas, caldos y sopas deshidratados, conservas y semiconservas de pescado, salsas, productos de confitería, pastelería, panadería, repostería y galletas). • Cafeína (Figura 4).

Sin lugar a dudas hay una estrecha relación entre la alimentación y la salud, y los médicos deberíamos preocuparnos del tipo de alimentación que ingiere el paciente. Con frecuencia obviamos sin darle importancia que lo que comemos influye directamente en nuestra vida, estado de ánimo, hinchazón, estreñimiento, digestión y absorción y eliminación de residuos, Todos estos procesos, si fuesen adecuados, serían totalmente inofensivos, y no sufriríamos ningún tipo de consecuencia expresada en dolor, hinchazón digestiones pesadas, y por qué no, migrañas. Los alimentos que con más frecuencia producen intolerancias alimentarias son la leche y sus derivados, y el trigo y todas los cereales de la familia. Son productos muy desnaturalizados y de los que se abusa en todas las dietas. Cuando un paciente tiene migraña, la primera causa que hay que descartar es la boca, y en segundo lugar, todo lo que entra por la boca, es decir la alimentación, ya que de ella depende que la nutrición

revista trazas

10

Figura 4. Alimentos que producen y alivian la migraña.

no 13 - 2014


divulgación

Algunos consejos nutricionales Otro factor que cabe tener en cuenta en caso de migraña son las carencias nutricionales, que con frecuencia son de verduras, frutas y agua. La nutrición debe cubrir las necesidades celulares de principios inmediatos, carbohidratos, ácidos grasos y proteínas; vitaminas y minerales, oligoelementos y biocatalizadores, así como de agua, ya que es el componente mayoritario de nuestro cuerpo.11,12,13 1. Para obtener una dieta equilibrada, nutritiva y saludable, esta debe tener básicamente un alto contenido de hortalizas, ricas en micronutrientes (vitaminas, minerales), así como en fibra y sustancias antioxidantes que disminuyen el riesgo de padecer múltiples enfermedades. Acompañando a las hortalizas deben ir las frutas y el agua (Figura 5). 2. Para tener una nutrición celular correcta, los alimentos deben ser bien tolerados, para que se con-

viertan en nutrientes después de haber sido absorbidos por la pared intestinal, ya que la intolerancia alimentaria es la base de una incorrecta absorción intestinal de los alimentos ingeridos, que serán eliminados a través de los órganos de eliminación: piel, vías respiratorias, aparato digestivo, y riñón, generando una patología más o menos grave dependiendo de la cantidad y frecuencia de la ingestión del tóxico alimentario.11,12,13 3. Una vez diagnosticada la alergia o la intolerancia alimentaria, la migraña puede desaparecer con una dieta de exclusión, en la que no se incluyan los alimentos alergénicos. Y si la persona no tiene alergia, pero sí hipersensibilidad a algún alimento, experimentaría una notable mejoría con la dieta.13

Figura 5. Un viaje en globo con verduras y frutas, mejoraran tu migraña.

Bibliografía 1. www.saludymedicina.org/wp-content/uploads/edicion_impresa/2010/09%20-%20SEPTIEMBRE.pdf 2. www.lamedicinaylacorte.blogspot.com/2013/04/maria-tudor.html 3. http://es-us.mujer.yahoo.com/blogs/tusalud/migraña-qué-es-s%C3%ADntomas 4. de la Ballina Peruyera, A.; Fernández de la Ballina, D.; Gómez Pérez, T.; Fernández de la Ballina, A.; (2012) Trazas 5: “Síndrome de disfunción postural global de origen alimentario: alimentación, boca y salud (I)” 5. http://gogobela.wordpress.com/alimentacion 6. Seignalet, J. (2004). “La alimentación, la 3ª medicina”. Cómo tratar enfermedades mediante una correcta alimentación. (1ª edición). Barcelona: RBA libros, S.A. 7. http://yanomeduelelaespalda.es/?tag=migranas 8. de la Ballina Peruyera, A.; Fernández de la Ballina, D.; Gómez Pérez, T.; Fernández de la Ballina, A.; (2012) Trazas 6. “Síndrome de disfunción postural global de origen alimentario: alimentación, boca y salud (I)” 9. Llorente, JR. (Junio 2006). “¿Es la leche animal adecuada para el consumo humano?” Discovery Salud, 84. 10. de la Ballina Peruyera, A.; Fernández de la Ballina, D.; Gómez Pérez, T.; Fernández de la Ballina, A.; (2012) Trazas 6: 11. Cavallé, M. Brami, P. De la Ballina, A. Martín, MP. “Kinesiología médica odontológica y posturología” (72,74). Ed. Edikine (Oviedo, 2012). 12. www.fisterra.com/salud/1infoconse/PDF/migrana.pdf_ 13. http://revista.consumer.es/web/es/20070501/alimentacion/71523.php. 14. http://fitnessrevolucionario.com/2013/09/22/mitos-sobre-las-dietas-alcalinas/Mitos sobre las dietas alcalinas

+info: www.clinicaballina.es www.proboca.es


La alimentación, un pilar fundamental de la migraña