Page 1

Año 1 - Nº1 - Junio 3 de 2013.

Salud en Familia Nombre del trabajo

Revista Digital SALUD EN FAMILIA REVISTA DIGITAL

El concepto de familia y sus implicancias.

Por Claudio Rodríguez Cáceres, Psicólogo.

CESFAM Lorenzo Arenas de Concepción tendrá programa de Radio.

Nuevas e innovadoras herramientas para el trabajo comunitario

¿Qué es la Salud Familiar? Verónica Salazar, Gestora de Salud Familiar del CESFAM Lorenzo ARENAS:

“ME ENAMORÉ DE LA SALUD FAMILIAR”

Portafolio Diplomado Salud Familiar y APS - 2012 –2013


SALUD EN FAMILIA - REVISTA DIGITAL

EDITORIAL

Grupo Renacer, Diplomado Salud Familiar 2012-2013.

¿Por qué una revista? Al comenzar el Diplomado en Salud Familiar y APS del Programa de Salud y Medicina Familiar de la Universidad de Concepción se nos indicó que al finalizar la formación teórico práctica del programa debíamos entregar un “Portafolio”, algo así como una bitácora de cada una de nuestras experiencias vividas a lo largo de estos 10 meses. Nunca tuve claro como sería mi portafolio. Pensé en hacer un video con fotos y una música conmovedora, pero de eso ya había hecho hartos para reuniones familiares o para el trabajo y quería que fuese algo distinto.

“La ciencia de la vid es el saber y el conocer. Por ello, esto es para todos ustedes”.

Trabajo de representación de una familia.

Página 2

Hace un par de semanas pensé en que lo mejor sería hacer una revista. ¿Por qué? Porque su estructura me permitiría mezclar reflexiones, análisis crítico e integrar algo de teoría importante para invitar a otros a pensar sobre lo que es la salud familiar y como se ejecuta, por ello, este primer número de “Salud en Familia”, está elaborado con el fin de reflejar mi experiencia y aprendizaje en este diplomado, pero por sobre todas las cosas, está hecho para promover la reflexión en mis compañeros de trabajo, y para todos los que quieran saber lo que es la salud familiar. La compartiré entonces con profesores del diplomado, mi mujer (que ha tenido la paciencia de permitirme “sacrificar” mucho de nuestro tiempo ara la elaboración de este ejemplar), con mi familia, mi madre, mi padre mis hermanos, tíos, amigos, pero por sobre todo, con mi equipo de trabajo, a mis colegas psicólogas, asistentes sociales, a médicos, enfermeras, nutricionistas, kinesiólogos,

matronas, TENS, administrativos, a nuestra directora, a todo aquél que trabaje en salud y a los que no también. La ciencia de la vida es el saber y el conocer. Por ello, esto es para todos ustedes. Quiero agradecer de manera especial a quienes me han ayudado en este desafío; a mis profesores del diplomado (Patricia Villaseca, Paty Huerta, Gonzalo, Tita, Paty Pérez, Andrea, Débora y en especial a Carla Paredes por su carisma, afecto y apoyo en los momentos difíciles), a mis compañeros de curso en especial a todos los de “Renacer” (Yuleer, Lili, Karen G., Karen E., Daniel, Ceci, Elena, Gise), a Verito Salazar, asistente social y gestora de salud familiar del CESFAM en dónde trabajo, por su entrevista y apoyo, a mi amiga personal, Marilyn Hernández, por contagiarme de la felicidad y el positivismo, y en especial, a quienes me seleccionaron para esta oportunidad, en el SSC y la DAS. Gracias, pues esta experiencia me permitió contagiarme de nuevo con el motivo y propósito de mi trabajo. Me permitió “enamorarme” de la salud familiar y del trabajo para y con las personas. Gracias totales!!

Por Claudio Rodríguez C.


El Desarrollo del Recurso Humano en la Salud Familiar, una Experiencia sólo Experiencial La experiencia de aprendizaje experimentado en un proceso formativo como lo es un diplomado permite a las personas acercarse teóricamente a diferentes conceptos que las acercan a un manejo más amplio y con mayor dominio en un área determinada. El profundizar aprendizaje permite entonces asegurar la entrega, recepción, y en menor medida, la adopción de nuevas ideas o formas de entendimiento que pudiesen promover un mejor desempeño específico. El avance de las tecnologías, el permanente aumento de la conexión en red de las personas a través de internet, permite acceder al conocimiento de manera inmediata, por lo que la base teórica en muchas áreas se encuentra a un par de “clics” de las personas. Por ello el avance en los programas de formación en línea entregan oportunidades individuales y grupales a diferentes equipos de trabajo para mejorar o aumentar el conocimiento, siendo estos programas de fácil acceso, en lo técnico y económico, sin embargo, muchas veces estas opciones carecen de un componente fundamental a la hora de promover un aprendizaje significativo: la experiencia.

Página 3

El vivir una experiencia formativa de manera experiencial promueve de manera significativa el adoptar posturas “como si”, por lo que aumenta con ello la probabilidad de integrar esa experiencia, desde lo positivo o negativo, como un aprendizaje desde el conocimiento teórico hasta lo técnico de su ejecución. Este valor agregado de una experiencia formativa es trascendental a la hora de diferenciar el objetivo con el cuál se imparte un programa de estudio; entregar teoría o conocimiento, v/s, promover un aprendizaje que se traduzca en cambios de acción. Éste último punto parece ser la impronta del Diplomado de Salud Familiar del Programa de Salud y Medicina Familiar de la Universidad de Concepción, pues su diseño y estilo de trabajo han permitido un acercamiento continuo y seguro a las teorías y herramientas en él impregnadas, pues establecen el vínculo estrecho entre teoría y experiencia, permitiendo así visualizar in situ el qué hablar y qué hacer de la salud familiar. Lo anterior se traduce en una estimulación integral de las personas como fuente primaria del desarrollo del trabajo basado en este

enfoque en sus centros, para con sus equipos y principalmente, para los usuarios. Es en este sentido, en que el desarrollo del recurso humano se complementa con aprendizajes alejados de las teorías, potenciando a la par y de manera continua habilidades como la inteligencia emocional, trabajo en equipo, desarrollo del lenguaje y empatía, como símbolos únicos y fuente para el futuro desarrollo de los equipos que deberán liderar el proceso de cambio de modelo, que si bien ha comenzado hace años, debe potenciarse mejorando en las prácticas el que hacer de la salud.

Por Claudio Rodríguez C.

CRÍTICA


SALUD EN FAMILIA - REVISTA DIGITAL

ARTÍCULO

“El ejercicio es entonces imperante; establecer estrategias y herramientas efectivas para empoderar a las familias y sus integrantes”

El Concepto de Familia y sus Implicancias “La familia es un grupo de personas unidas por vínculos de parentesco, ya sea consanguíneo, por matrimonio o adopción que viven juntos por un período indefinido de tiempo. Constituye la unidad básica de la sociedad.”

capacidad de adaptabilidad, es decir, habilidad de un sistema familiar para modificar su funcionamiento, dándonos pautas de comunicación, valores y creencias que nos permitan enfrentar dificultades.

“En la actualidad, destaca la familia nuclear o conyugal, la cual está integrada por el padre, la madre y los hijos a diferencia de la familia extendida que incluye los abuelos, suegros, tíos, primos, etc.”

Dentro de este concepto la familia considera obligaciones hacia la sociedad dentro de la cual esta como unidad reproductiva y espacio de sociabilidad, unidad de personas y espacio de salud, unidad de protección y cuidado.

“En este núcleo familiar se satisfacen las necesidades más elementales de las personas, como comer, dormir, alimentarse, etc. Además se prodiga amor, cariño, protección y se prepara a los hijos para la vida adulta, colaborando con su integración en la sociedad.”

Es el anterior el marco bajo el cual deben armarse los equipos de trabajo en salud, teniendo a la par de las metas ministeriales o indicadores biomédicos, el objetivo general de fortalecer a las familias como la base de la salud de las personas, promoviendo en ellas hábitos, estilos, no solo de vida saludable en lo físico, sino, en lo emocional y psicosocial.

“La unión familiar asegura a sus integrantes estabilidad emocional, social y económica. Es allí donde se aprende tempranamente a dialogar, a escuchar, a conocer y desarrollar sus derechos y deberes como persona humana.” Los 4 párrafos anteriores muestran la definición que las leyes de nuestro país entregan acerca de la familia (Biblioteca del Congreso Nacional de Chile), texto que tiene mayor sentido cuando se interpreta su contenido dentro del contexto de salud, pues como integrantes de un equipo de salud de atención primaria, nuestro motor es promover la salud no solo en un individuo particular, sino, entendiéndolo como un todo de un sistema más complejo compuesto por quienes viven junto a él/ella. La familia, dentro de una concepción actual, se muestra como una fuente de apoyo emocional que nos aporta afecto y un marco de expresión de sentimientos, también jerarquía y limites que nos proporciona un conjunto de normas que definen la autoridad. Además una característica básica de la familia es la

Página 4

El ejercicio es entonces imperante; establecer estrategias y herramientas efectivas para empoderar a las familias y sus integrantes, transmitir con fuerza el concepto de familia y su importancia transversal en todas las áreas de desarrollo del ser humano, trabajando para ello en conjunto, alejando la idea de las personas que la salud aparece como término importante cuando carecemos de ella. Por Claudio Rodríguez C. Artículo elaborado en base a uno de los trabajos desarrollados por el grupo Renacer.


ARTÍCULO

¿Qué es la Salud Familiar? Algunos Marcos de Referencia Para entender el concepto de “Salud Familiar”, es necesario comprender que una de las tareas fundamentales de la familia es promover la salud facilitando el crecimiento y el desarrollo de cada uno de sus integrantes, contribuyendo además a la satisfacción de las necesidades materiales y afectivas según las exigencias de cada etapa de la vida. Detallando esta visión es que encontramos como tareas fundamentales de las familias, según E. Duvall; conservación física o provisión de necesidades básicas, distribución de los recursos, división de labores, socialización de los miembros de la familia con las normas y valores de la sociedad, promover la interacción y comunicación, mantener la motivación y la habilidad para enfrentar las crisis y favorecer los nexos sociales, entre otras. Si analizamos los conceptos antes descritos surge de inmediato la inquietud ¿las familias con las que trabajamos cumplen con estos desafíos? Y si avanzamos en el análisis al propio cuestionamiento ¿nuestras propias familias cumplen la definición de familia sana? Es entonces imperante trasladarnos desde nuestros análisis biomédicos y estadísticos a estas funciones, que estando ausentes definen el concepto de enfermedad, individual o familiar. ¿Cómo hacer Salud Familiar? El desafío para los equipos de salud, en primer lugar, es adquirir herramientas básicas para la intervención familiar, las que nos permitan conocer a las familias de nuestros Centros de Salud, de acuerdo a un contexto general socioeconómico, demográfico y epidemiológico, la historia, valores, dinámicas de funcionamiento. Esto, a través del Página 5

desarrollo de herramientas como la comunicación efectiva, trabajo en equipo, asertividad, etc. Desde este conocimiento más cercano y profundo, podremos ofrecer herramientas específicas de intervención con cada familia, y a su vez con cada integrante de los sistemas familiares, ofreciendo para ellos una estrategia que se adecúe a sus necesidades y expectativas, generando un vínculo de confianza y cooperativo que permita dar una respuesta a las inquietudes que posean. De este conocimiento y vínculo más estrecho nace también el desafío de acompañarlos durante todo el proceso de cambio, devolviendo información del proceso, guiando y reforzando los pasos seguidos por ellos, favoreciendo a través del empoderamiento, su autonomía y capacidad de búsqueda de soluciones. Además el fortalecer la participación social es fundamental para que la comunidad adquiera el protagonismo que le corresponde en salud, desde un punto de vista integral, por lo tanto, se debe fortalecer los grupos organizados, generar la posibilidad de potenciar nuevos grupos de acuerdo a los intereses manifestados por la comunidad, promoviendo instancias de expresión de nuestros usuarios, haciéndose y sintiéndose visibles y copartícipes en la promoción de su salud. Continúa en la próxima página...


SALUD EN FAMILIA - REVISTA DIGITAL

Dificultades del proceso… Las familias con las que trabajamos en APS, en general, presentan un alto grado de vulnerabilidad social como consecuencia de los altos índices de pobreza, esto, debido a la falta de oportunidades de las familias que permiten el acceso a trabajos con bajas remuneraciones, lo que influye directamente en una baja en la proyección de vida desde el punto de vista de la autorrealización, mantenido por la deserción escolar aún presente. Además las familias muestran un alto índice de disfuncionalidad, la presencia de factores de riesgo psicosociales como la violencia, consumo de alcohol y/o drogas, falta de comunicación, vínculos inseguros, lo que conlleva al aumento de patologías de salud mental. Por otra parte, la población ha ido envejeciendo y con ello ha aumentado el índice de enfermedades cardiovasculares y de dependencia de los adultos mayores. Todo este complejo de factores de riesgo nos obliga como Centros de Salud Familiar a tomar una visión de trabajo multidisciplinaria e integral, con el fin de abordar adecuadamente, y en conjunto, las estrategias más idóneas para cada familia dependiendo de la detección de riesgos. Para un trabajo mayormente eficaz, necesitaremos entonces reconocer los factores protectores de nuestras familias, presentes en la mayoría, y que se relacionan en general con la capacidad de

Página 6

buscar un equilibrio familiar, de emprender, de contar con familiares extensas o la comunidad como redes de apoyo, integradas gradualmente en su contexto cultural y comunal, exigentes de sus derechos e interesadas en mejorar la calidad de vida de cada uno de sus integrantes, permitiendo así acercar el modelo de salud familiar a sus núcleos, pues en él encuentran una respuesta integral para sus necesidades, que reconocen cada vez más, van más allá de una consulta médica. Quizás por ahora los recursos son pocos y las necesidades muchas, sin embargo los principales ingredientes para comenzar este trabajo es la motivación y el conocimiento de los equipos de salud para hacerse cargo del cambio en el modelo de la salud y tener en sus manos la oportunidad de cambiar la historia de vida de cada individuo, y sus familias. Por Claudio Rodríguez C. Artículo elaborado en base a uno de los trabajos desarrollados por el grupo Renacer


ARTÍCULO

Herramientas para el Trabajo Comunitario Desde que se ha hecho presente el que hacer de la salud primaria en las comunidades, es que hemos visto un gran desafío el incorporar a los usuarios, sus familias, y en especial a los integrantes activos de la comunidad a los procesos de desarrollo local. Es un desafío que ha debido sortear diversos obstáculos, entre ellos, el motivar dicha participación Para lo anterior es que se han desarrollado herramientas para el trabajo comunitario y generar así espacios de reflexión que permitan un trabajo en conjunto que apunten a cambios concretos. En este artículo describiremos 3 herramientas que pueden ser útiles para su utilización en grupos: Árbol de Problemas Soluciones:

y

se consideren que son los principales problemas de la situación analizada. A partir de esta primera "lluvia de ideas", establecer cuál es, a juicio del grupo, el problema central que afecta a la comunidad analizada. Definir los efectos más importantes del problema en cuestión, de tal forma de analizar y verificar su importancia. Se trata, en otras palabras, de tener una idea del orden de gravedad de las consecuencias que tiene no resolver el problema que se ha detectado y que hace que se amerite la búsqueda de soluciones. Luego será necesario anotar las causas del problema central detectado y posterior a ello realizar un diagrama con el árbol de causas y efectos asociado al problema. Para la elaboración del árbol de causas y efectos se sugiere seguir las siguientes recomendaciones: Formular el problema como un estado negativo, Centrar el análisis de causas y efectos sólo en un problema central.

lápices de colores a los participantes en un taller y pedirles que dibujen su vida y que destaquen los acontecimientos relevantes que les ha tocado vivir dentro de un tema determinado, utilizando la metáfora de un río, el que puede tener partes rápidas, diques, lugares en que se suben personas a un bote, etc. De este modo se invita a las personas a usar el pensamiento metafórico para graficar y contar su vida a los demás participantes del taller, con el propósito de establecer vínculos y rescatar la motivación. Esta técnica tiene como objetivo que los participantes en un taller se cuenten su vida unos a otros, pero sobre todo, que realicen un rescate de sus propias motivaciones para el proceso de cambio personal y grupal que están por iniciar. (Por Patricia Huerta S., Extracto de artículo completo: http:// www.mednet.cl/link.cgi/ Medwave/PuestaDia/ Congresos/931). DICABE

Río de Vida: Básicamente, el árbol de problemas consiste en una representación lineal de causas y efectos, Ofrece una visión holíst ica, sistémica, permitiendo desglosar o desagregar procesos de pensamientos lógicos de lo general a lo particular (Ver Di Paolo, 2000). Analizar e identificar los que Página 7

Esta herram ienta se distingue por ser una herramienta individual. La técnica consiste en entregar

Significa: Descripción, I d e n t i f i c a c i ó n , Comparación, Análisis y Búsqueda de Estrategias,

que son las secuencias lógicas que se debe seguir en una conversación como facilitador. El objeto de la técnica es que los participantes en un taller reflexionen, dialoguen y busquen estrategias para emprender acciones con miras a modificar su propio entorno o sus propias conductas. Se trata de buscar un tema generativo, codificarlo (crear un “disparador”) y luego realizar una seguidilla de preguntas motivadoras, entregando al mismo tiempo conocimientos teóricos o técnicos que puedan ayudar a clarificar el camino a seguir en las acciones. Por ejemplo, si se quiere hacer un taller sobre actividad física, se puede presentar un sociograma, hacer un juego, mostrar láminas o presentar un video, de modo que ese elemento sea el principal disparador del diálogo. N o s e p a rt e c o n u n a presentación, sino que se comienza con una imagen que sea suficientemente impactante como para motivar a los participantes a conversar; luego de esa codificación se presenta el tema y se hace una serie de preguntas, lo que genera un diálog o q ue pe rm it e ir entregando los mismos conocimientos teóricos que se entregaban en forma tradicional, pero en un ambiente más relajado. (Por Patricia Huerta S., Extracto de artículo completo: http://www.mednet.cl/link.cgi/ Medwave/PuestaDia/ Congresos/932). Por Claudio Rodríguez C. Artículo elaborado en base a artículo de Patricia Huerta, Socióloga, docente del Diplomado de Salud Familiar.


SALUD EN FAMILIA - REVISTA DIGITAL

ENTREVISTA Verónica Salazar, Gestora de Salud Familiar del CESFAM Lorenzo Arenas

“Me enamoré de la Salud Familiar”

¿Desde cuándo que ocupa el cargo de gestora de salud familiar? No recuerdo exactamente el año, desde que se creó la instancia administrativa, porque antiguamente funcionábamos como salud familiar pero no habían cargos, y la verdad es que yo desde siempre he estado a cargo. El año 2004 comenzó el modelo de salud familiar cuando el Servicio de Salud eligió al Lorenzo Arenas para iniciar este proceso. Recuerdo que vinieron y nos capacitaron a todos los funcionarios para empezar lo que era la sectorización. Desde ese momento me hice cargo yo de ese tema. Fuimos aprendiendo en la marcha. Con la ley se crearon estos cargos y yo llevo casi dos periodos completos, alrededor de 5 años.

Página 8

¿Cuál es la visión que tiene acerca de la instauración del modelo de salud familiar en este centro de salud? Yo estoy encantada de hablar de este tema, pues desde que hice el Diplomado, me enamoré de la Salud Familiar, porque creo firmemente en que es el mejor modelo para enfrentar los problemas de salud y por toda mi experiencia creo que es así, pero nos falta mucho para poder desarrollarlo como se debería. Yo creo que el principal déficit es la falta de recurso humano, sin embargo existe la conciencia en los funcionarios, los técnicos, los que se han capacitado de la importancia en salud del abordaje con la familia. De hecho nosotros tenemos un equipo llano a salir a la comunidad y una comunidad receptiva, pero el problema es que falta horas para realizar ese trabajo, pues todos tenemos multifuncionalidad de roles, una alta presión asistencial, favoreciéndose siempre la atención individual, en el box, que es la mirada de algunas autoridades. Nosotros afortunadamente tenemos un director DAS que nos permite o da facilidades para realizar este trabajo. Yo creo que si pudiésemos hacer la función de la atención primaria en salud, el primer contacto con las familias, se podría lograr muchas cosas.

Verónica, a fines del año 2011 tuviste la posibilidad de conocer el sistema de salud y el modelo en Canadá a través de una pasantía. ¿Podrías contarnos brevemente tu impresión de eso? Bueno, allá existen equipos psicosociales tremendos que trabajan haciendo solo promoción, dónde hay integrados otros estamentos como investigadores, sociólogos, profesores, que están 100% dedicados a proyectos de promoción de la salud, que es lo que deberíamos hacer nosotros. Pero nosotros ¿cuántas horas tenemos para dedicarnos a esto? Es muy poco, pero por ello reitero, no es culpa del modelo, pero es la falta de hora profesionales, pues los que estamos trabajamos con una sobrecarga de cosas que no favorecen el trabajo más tranquilo con la comunidad. ¿Cómo visualizas este proceso de transformación en salud familiar en este CESFAM? Hemos ido dando pasos, que no sé hasta donde se llega, pues lo que veo de la experiencia de CESFAM más desarrollados, no es que hagan más cosas, sino que se internalizan éstas y toda su metodología, que los equipos deberían trabajar de manera automática. No es que haya muchas más que hacer, sino que simplemente mejorar lo que nosotros ya tenemos. Hemos ganado muchos espacios acá,


“Nunca me he desmotivado” pero hay que confirmarlos y mejorarlos. Creo que en este proceso nos ha faltado marcar un hito del antes y el después, para hacer cambios radicales e implementar el modelo. Quizás cuando nos vayamos de este CESFAM al nuevo va a ser una buena instancia para favorecer esto que nos falta. Según tu criterio, ¿Cuáles crees tú que son las fortalezas y debilidades de los equipos de sector de este centro? Una de las debilidades, quizás, es en ocasiones el que tengan un poco más de iniciativa, atreverse a hacer cosas más grandes, de afinar el trabajo con la comunidad, hacer proyectos a largo plazo, pero nos estamos quedando con las cosas básicas, y eso es quizás debido a la falta de recursos, de tiempo. Creo en este sentido que es bueno evaluar el trabajo, aunque sea una pequeña estrategia para ver si un trabajo funcionó o no, y por sobre todo, darle continuidad al trabajo con la comunidad. Al comienzo mencionaba que al hacer el diplomado en salud familiar se enamoró del modelo de salud familiar ¿Qué fue lo que la enamoró? Lo hice en la Universidad de Concepción, y ahí conocí que las enfermedades que causan muertes en Chile como lo son las cardiovasculares, VIF, y otros tantos, vi tan claramente que el origen de éstas son las familias, pues pueden ser protectores o un riesgo para sus integrantes, y vi tan claramente que esas

Página 9

enfermedades que matan a los chilenos pueden erradicarse en la primera infancia, pero para eso necesitas estar trabajando con las familias desde que el niño es chiquitito. Por darte un ejemplo básico, un niño con riesgo de obesidad o y obeso, podría manejarse con un programa de seguimiento para que dejase las bebidas y las papas fritas, seguimiento con visitas y controles rigurosos, basta con eso, con tocar la fibra o los sentimientos para cambiar los hábitos. Entonces con un control semanal o quincenal, preguntándole a la madre de ese niño ¿cómo vamos? ¿Ha podido dejar la bebida o la papa frita?, si tú haces un seguimiento a la larga tu puedes lograr un cambio, y vas a evitar la diabetes, la hipertensión, una probable amputación, la postración. En resumen, lo que me enamora del modelo es la atención integral de la familia con participación de ellos, pues para lograr cambios en salud hay que tocar el corazón y eso se logra cuando tú conoces a la familia y tienes un contacto y una cercanía con ellos. A lo largo de todo el tiempo que llevas liderando en este centro el modelo, ¿Se ha desmotivado alguna vez? ¿Ha pensado en que no se logrará implementar? Sabes que siempre ha sido motivante, nunca me he desmotivado. Lo que sí es que a mí me hubiese gustado llevar un mejor registro o sistematización de todo el trabajo realizado. Esto para mostrar, por ejemplo, a las autoridades la necesidad de más recurso profesional,

pues esa información no les llega. Me gustaría tener más tiempo para poder utilizar la información que tenemos. La verdad es que dificultades grandes nunca he encontrado. ¿Cuál ha sido el mayor logro de la implementación del modelo? Yo me siento satisfecha con haber ganado un espacio, una posición, como equipo gestor de salud familiar en este CESFAM, lo cual no ocurre en todas partes. Nuestra opinión es validada, nuestro trabajo, nuestros tiempos. Se reconoce la existencia de estos equipos y no se pasa a llevar. Y para finalizar, hablando en relación al ciclo vital individual al que alude el enfoque de salud familiar, el modelo en este CESFAM, ¿En qué etapa se encuentra? ¿Lo ve como un recién nacido, como un niño en la segunda infancia, como un escolar, adolescente, adulto? Como un recién nacido nunca. Yo creo que como un adulto joven, que nos falta mejorar muchos procesos, y para ello necesitamos la colaboración de las personas que han hecho el diplomado, que hay muchos, en cómo ir mejorando los procesos.

Por Claudio Rodríguez C.


SALUD EN FAMILIA - REVISTA DIGITAL

OPINIÓN

Gestión en Salud y Salud Familiar Si bien el modelo de Salud Familiar lleva más de una década instaurado por el MINSAL como el nuevo enfoque de atención en salud, parece ser que cumplir con los lineamientos, y con ello con la misión de la APS en Chile de realizar un trabajo de promoción de la salud y prevención de las enfermedades, es aún una tarea en pañales, que por factores como la falta de recursos o la mala administración de ellos, la resistencia al cambio, el arraigo del modelo biomédico y la alta “morbidemanda” , no permite aún el pleno ejercicio de una forma de ser y hacer salud más integral y holística. En mi corta experiencia en APS me he dado cuenta que las necesidades, internas y externas, son muchas y que no contamos con el recurso necesario para hacerle frente. Si bien tengo convicción que la falta de recursos en primera instancia la falta de personal médico y no médico, también creo que los recursos se traducen en una administración adecuada de los tiempos, de la absorción de la demanda, de la planificación de actividades, por ejemplo a través de la programación, con un enfoque enriquecido de la mirada de salud familiar. Siento con esto que los equipos de salud quieren hacer salud familiar con el concepto claro, pero no integrado e internalizado en nuestro que hacer como funcionarios de la salud. Quizás adolecemos de resultados concretos

Página 10

que nos digan que hacer las cosas diferentes de verdad generará cambios fundamentales en la salud de las personas, cambiando por ejemplo la epidemiología de nuestras poblaciones. Antes de cursar el diplomado en APS y Salud Familiar creía que un error técnico de la implementación del modelo había sido incorporarlo a la articulación común de un centro de salud, hacerlo funcionar con un sentido utilitario, como un mandato, alejado de la realidad local de los centros y sus usuarios, que con el correr de los años aún carecen del conocimiento de lo que significa un Centro de Salud Familiar. Pero ¿cómo podrían saberlos ellos si nadie les explica? ¿Cómo pretender comprensión si en la TV aún se habla de consultorios? ¿Cómo cambiar la cultura si aún se piensa en la salud como una responsabilidad de los médicos y no de las personas? No podemos culpar a los usuarios, y menos a nosotros mismos como trabajadores de la salud, esto, porque quizás aún la mayoría no comprende lo que este modelo pretende que entendamos. ¿Falta de capacitación? Quizás, y esto lo corroboro con mi experiencia. No basta con cursos básicos de salud familiar, es necesario vivir, comprender y experienciar lo que es el modelo, de lo contrario nos


trabamos en metas, fichas familiares y estudios de familia sin un fin concreto, papeleos varios para acreditar, pero aún sin comprender que es lo que queremos lograr. Si hubiese sido ministro, hubiese solicitado que todos los funcionarios que atienden directamente a las personas hubiesen hecho un diplomado o un curso avanzado en salud familiar, como pre requisito para acreditar cualquier centro como CESFAM. También hubiese comprendido que para instaurar un modelo debíamos hacernos cargo del modelo antiguo y convivir con ambos por mucho tiempo, entonces, hubiese dotado de mayor recurso y mejor gestión de éstos a cada centro. Pero no soy ministro, soy un trabajador más de la salud, que hoy con la base teórica y práctica del modelo cree que la implementación de éste depende de cada persona, de conocer, reconocer, convivir y experimentar el modelo, sensibilizar al que no lo conoce (compañeros de trabajo y fundamentalmente a los usuarios) y por sobre todo hacer verdadera gestión administrativa con el modelo como biblia. La gestión en salud familiar es fundamental para posicionar esta mirada como una herramienta innovadora, efectiva, consecuente con las personas, por ello creo que la simplicidad de una lista de chequeo de documentos no

Página 11

refleja una actuación con convicción. Debemos hacer gestión en salud familiar cada día, cada momento, y este no es un proceso de directivos ni gestores, sino, de funcionarios ¿qué hice hoy con esta biblia como guía? Si esta pregunta reflexiva se la hiciese cada miembro de un centro de salud, tendríamos nuevos desafíos al día siguiente para gestionar nuestras acciones de una manera más integral. Mejorar los procesos, estrategias y herramientas debe evaluarse sí o sí, sea solicitada o no por un servicio de salud. Debe ser nuestra manera de cambiar la salud de las personas, quizás tan o más importante que solicitar un examen, pesar, medir o aplicar una encuesta de tamizaje. La salud familiar es un desafío, y su gestión, nuestra gestión, un paso importante que debemos comenzar a dar. Por Claudio Rodríguez C.


SALUD EN FAMILIA - REVISTA DIGITAL

COMENTARIO DE LIBRO

La Ciencia de la Felicidad de Sonja Lyubomirsky en psicología donde todo es muy descriptivo pero poco resolutivo (a mi gusto). Fue entonces que un día de verano compre este libro y lo lleve en mi bolso a mis vacaciones al sur.

P o r Ma r il y n He r n an d ez , Psicóloga, Diplomada en Psicología Positiva. Mi experiencia con este libro surge de la búsqueda por encontrar algo que pudiese ayudar a todos los pacientes en mi labor de psicóloga. Si bien las personas que acuden a terapia son muy distintas entre sí, algo comparten y eso es la necesidad de sentirse mejor. Para eso no tenía herramientas, solo sabía cómo ayudarlos a que se sintieran menos mal, menos deprimidos, menos ansiosos. Entonces comencé a preguntarme qué buscaba yo y descubrí que también quería sentirme mejor, pero eso me parecía que no era suficiente, quería disfrutar lo que tenía, ser más feliz. En esto compre un par de libros de felicidad y me encontré con un vacío terrible, quedándome con esa sensación, al cerrar un libro, de saber todo eso. Yo quería ir más allá, necesitaba recomendaciones concretas, lo que además resulta muy escaso Página 12

Tuve la maravillosa idea de comenzar a leer en la noche y a mitad de la madrugada supe que no podía parar de leer y pensar. Insomnio absoluto fue el resultado. Era más de lo que esperaba, estaba encontrando respuestas, no recitadas por el gurú internacional de turno, descritas por una colega al otro lado del mundo que sometió todos sus hallazgos a la prueba empírica en laboratorios. Entonces sucedió lo esperado, mi mente empezó a quebrajarse, se rompieron un par de viejas estructuras y comencé a armar nuevas hipótesis y leyes de vida. Imaginé practicar estas estrategias con mis pacientes, hacer talleres, proponer intervenciones, diseñar folletos, compartir esto con mis colegas, promocionar, prevenir, educar, etc. esa noche no descansé. Tanto fue que no pude terminar de leerlo, me detuve y volví para mirarlo con lentitud, esta información había que integrarla a mi propia vida y transmitirla. La psicología al fin estaba dando el giro que necesitaba para volver a re encantarme con la profesión, la mirada positiva del ser humano, ser feliz es posible y enseñable. The how of happiness: A scientific

approach to getting the life you want (El cómo de la felicidad. El cómo de la felicidad: un enfoque científico para conseguir la vida que quieres) es el libro en que Sonja plantea que las personas felices se diferencian de las no felices en varios factores, los identifica y propone ponerlos en práctica, comprobando que el bienestar aumenta y que además es sostenible en el tiempo. La autora señala más de 12 actividades para conseguir mayor bienestar, detalla cada una de ellas e indica las pruebas que utilizó en los laboratorios. Además describe como se comprobó que funcionan e indica las que tienen mayor efectividad a largo plazo. Finaliza comentando las claves que harán que este bienestar sea duradero. Luego de leer este libro sabrás exactamente qué hacer para aumentar tu felicidad diaria. Ya no tendrás excusas para evadir tus ganas de ser feliz. Yo agradezco los esfuerzos de los científicos en este sentido y mis pacientes también. Si este libro no te dejara conforme puedes sumarte a la espera del libro que acaba de publicar (2013) The Myths of Happiness: What Should Make You Happy, But Doesn't, What Shouldn't Make You Happy, But Does (Los mitos de la felicidad: ¿Qué debiese hacerte feliz, pero no lo hace, Que no debiese hacerte feliz, pero si lo hace?). MHM.-


CESFAM Lorenzo Arenas tendrá programa de Radio La idea nace al interior del equipo de salud mental luego de asistir como invitados al programa “Tarea para la Casa”, conducido por Yanet Cruces, emprendedora vecina del sector, que por su interés en tocar temas como el apego y la crianza recurrió a los psicólogos del Cesfam. Tras esta grata experiencia es que se les ocurre crear, diseñar y enviar como proyecto a la dirección del establecimiento y al directorio de la radio, el programa “Salud en Familia”, un espacio semanal de una hora de duración que será conducido por ellos mismos y cuyo fin es acercar temas de salud a los usuarios. Con un ciclo de 16 capítulos contemplados a iniciarse en el mes de junio de este año, es que pretenden junto al equipo gestor del CESFAM, abordar temas como la parentalidad positiva, prevención de e n f e r m e d a d e s cardiovasculares, nutrición, vida sana,

Página 13

EMPRENDIMIENTO

complejidades de la adolescencia, temáticas sociales y familiares. “La idea es acercarnos a la gente en un espacio menos formal, mas coloquial, pero con una mirada seria acerca de la salud. Queremos mostrarnos parte de las familias y tener una puerta de acceso diferente a la de nuestro establecimiento” explica uno de los creadores del programa. Se contempla la participación de diferentes actores invitados, tanto funcionarios del centro de salud y otros provenientes de diversas instituciones u organizaciones. La fecha de inicio aún no está establecida, pero lo claro es que el programa irá los días martes de 11:00 a 12:00, a través de Radio Lorenzo Arenas, 104.5FM. Por Claudio Rodríguez C.

Diseñado como un espacio de acercamiento entre el Centro de Salud y los usuarios con el fin de tratar diversos temas que ayuden a mejorar la salud de las personas.


SALUD EN FAMILIA - REVISTA DIGITAL

ARTÍCULO

Ciclo Vital ¿Para qué nos sirve conocerlo?

En la continuidad de la atención de salud, resulta imperativo el conocimiento de los PROCESOS EVOLUTIVOS experimentados por los seres humanos pues nos permite comprender el desarrollo de los organismos por medio del cual pasan gradualmente de un estado a otro. El concepto de Ciclo Vital permite integrar el desarrollo del individuo con el de la familia, al estudiar como engranan y se interconectan los ciclos vitales de los individuos que conforman el sistema familiar y por ende el ciclo vital familiar. No olvidando que el desarrollo humano se produce sobre todo dentro del contexto de una “familia”.

Recién Nacido (0 – 18 meses) Confianza v/s Desconfianza básica Relaciones significativas: maternal Éxito en resolución de la crisis: confiado optimista, autoconfiado. Fracaso en su resolución: desconfiado, pesimista, con facilidad para la frustración, nostálgico

Segunda Infancia (18 meses – 3 años) Autonomía v/s vergüenza y Duda Relaciones significativas: paternal. Éxito en la resolución de la crisis: independiente, asertivo, flexible. Fracaso en su resolución: con dudas, avergonzado, rígido y excesivamente precavido y controlado

Pre Escolar (3 a 6 años) Iniciativa v/s Culpa Radio de relaciones significativas: familia Éxito en su resolución: ingenioso, creativo, dinámico, ambicioso, corre riesgos. Fracaso en su resolución: Inhibido, celoso, sexualmente asustado y torpe, con culpabilidad

Página 14


Escolar (6 a 11 años) Laboriosidad v/s Inferioridad Relaciones significativas: escuela Éxito: competente, trabaja firmemente, le gusta aprender y tener éxito. Fracaso resolución: ineficaz, pierde el tiempo, evita la competición

Adolescencia (11 a 20 años)

Identidad v/s Confusión de roles Relaciones significativas: grupo de amigos, modelos de liderazgo. Éxito: confiado, tiene un sentido de sí mismo y una perspectiva de futuro, roles sexuales definidos. Fracaso: como un conjunto inconsistente de roles desarticulados, con pobre identidad sexual, inseguro de sus propios valores y su futuro.

Adulto Joven (20 – 40 años) Intimidad v/s Aislamiento Relaciones significativas: amistad, sexualidad, competición, cooperación. Éxito: cándido y abierto, se relaciona con otros, discreto. Fracaso: indiferente, aislado y distante, sexualmente experimentado, pero con poco compromiso.

Adulto Medio (40 a 60 años) Generatividad v/s Estancamiento Relaciones significativas: Distribución del trabajo y compartición de la vivienda. Éxito: Productivo, fomenta el crecimiento de la siguiente generación. Fracaso: Improductivo.

Adulto Tardío (mayores de 60 años) Integridad v/s desesperación. Relaciones significativas: la humanidad. Éxito en su resolución: comprensión del ciclo vital, sabiduría, regidos éticamente. Fracaso: disgustados con la vida, deseos de comenzar de nuevo, miedo a la muerte, ven la vida que les queda sin significado. Página 15


SALUD EN FAMILIA - REVISTA DIGITAL

ARTÍCULO

¿Qué es un estudio de familia? Profundización en el conocimiento de la estructura y dinámica familiar para lograr una mayor comprensión de las situaciones que afectan a los individuos y familia, sus factores de riesgo y protectores, sus redes de apoyo y una priorización de sus problemas. Considera la aplicación de los siguientes instrumentos (en entrevista o en visita domiciliaria integral): círculo familiar, genograma, ecomapa, apgar familiar,etc. Este estudio debe concluir con un plan de intervención acordado con la familia de acuerdo a los problemas priorizados. ¿Cuáles son las etapas a seguir para desarrollar un estudio de familia? Planificación: fundamento y objetivos, responsables y plazos Ejecución: recopilación de la información necesaria (descripción de los miembros de la familia, factores condicionantes, elementos de la dinámica familiar, etapa del ciclo vital), con la utilización sólo de instrumentos pertinentes. (genograma, APGAR, , ECOMAPA) Evaluación: Análisis de la información recolectada (factores de riesgo y factores protectores). Definición y

Página 16

El Estudio de Familia y su utilización priorización de problemas. Intervención: Definición y ejecución de la o las intervenciones. Evaluación de la intervención y seguimiento. Muchas veces, cuando se nos encomienda como meta el realizar un estudio de familia, caemos en la complicación de encontrar una familia y buscar la mejor manera de presentarla en una reunión de equipo de la mejor manera posible, como si esto fuese la entrega final de un trabajo universitario. En ese camino, quizás, el estudio pierde el sentido de “intervención” y nos quedamos con la “presentación” de un caso y su familia. El sentido de un estudio es buscar los problemas, riesgos, y sus factores protectores, de un individuo y/o su grupo familiar, siendo finalmente la presentación de éste una sistematización de actividades recuperativas, preventivas o promocionales que ya habíamos comenzado. En ese camino es en el que nos equivocamos, pues el fin último es organizar un trabajo integral y multidisciplinario sin excentricidades, con el fin de utilizar herramientas e instrumentos adecuados para una intervención con perspectiva de éxito. Los estudios de familia son una estrategia útil, que debiésemos utilizar como guía y no como tarea o meta, pues quizás ahí

corremos el “riesgo” de confundir lo que intrínsecamente contiene como objetivo el estudiar a una familia. La invitación de esta reflexión es replantearse el estudio de familia como una herramienta de organización o sistematización de un trabajo familiar ya incorporado en la mayoría de los equipos. Como una guía útil para instaurar una línea de acción desde el punto de vista preventivo y/o promocional de la salud.


REFLEXIÓN FINAL ¿Qué te ha sorprendido? De la experiencia del diplomado me ha sorprendido que lo aprendido sea la sistematización de nuestras propias capacidades, herramientas y estrategias para trabajar con familias. Es evidenciar lo no vemos en nuestra práctica diaria a través de procesos estudiados y calificados para mejorar nuestras prácticas y resultados. ¿Qué ha captado tu atención? El desarrollo de un espíritu de trabajo diferente a través de la motivación, del lenguaje. Además el ver otros equipos y sus prácticas merecedoras de copiar para mejorar los propios procesos. También ha captado mi atención la motivación del profesorado, su experiencia y la capacidad de transmitirla. ¿Qué te ha obligado a mirarte a ti mismo? Cada módulo y cada actividad desarrollada propiciaron un autoanálisis, una autocrítica y refuerzos. Ha generado la necesidad de mejorar mi desempeño y aportar a la Salud Familiar desde la creatividad e innovación. ¿Qué dudas se te han planteado en la práctica? El tiempo, en el sentido de cuánto más se demorará la implementación completa del modelo. Además, pienso en que tan comprometidas se encuentran las autoridades para apoyar continuamente a los equipos en sus requerimientos, sobre todo, recursos humanos. Y por último, ¿qué pensarán nuestros usuarios de esto que nosotros le proponemos? ¿Qué decisiones has tenido que

Página 17

sopesar (examinar con atención los pro y los contra de un asunto) antes de actuar? El tiempo dedicado a realizar actividades de gestión en salud familiar, promoción y prevención. He aprendido que hay que atreverse a realizar cambios, evaluar los resultados e impacto de nuestras acciones.

mi un fuerte autocritico.

¿Recuerdas algún evento significativo? Las clases de desarrollo local comunitario y las evidencias de como la globalización (y/o capitalismo) generan grandes brechas y diferencias en las personas, impactando su desarrollo en diversos sentidos, no quedando indiferente el impacto en salud. Con ello, el aprendizaje de herramientas para el empoderamiento de las familias y comunidades organizadas se transforma en un impulso y motivación para trabajar eficazmente con las personas entregando una oportunidad real y sustantiva de cambio.

¿Cuáles fueron tus primeras reacciones? Cambio en mi actitud, en mi lenguaje, en mi trabajo individual con los usuarios y un mayor compromiso con mi equipo de sector.

¿Cómo viviste ese evento? Motivado, expectante. ¿Qué emociones se despertaron en ti? Esperanza, alegría, positivismo. No sé si son emociones, pero esos sentimientos son los mejores descriptores que tengo para definir lo que he obtenido luego de realizar este diplomado. Me re-encantaron con mi profesión y mi rol dentro del equipo de salud al que pertenezco. ¿Qué cuestionamientos surgieron en ti? Cuestionamientos acerca de cómo lo estaba haciendo, de mi rol de espectador y no de actor principal como agente de cambio. Nació en

pensamiento

¿Qué pensamientos surgieron en ti? Nuevas ideas de trabajo, la necesidad de transmitir esto a mis compañeros y promover un cambio profundo en la percepción del trabajo en salud.

¿Qué hiciste a partir de estos primeros momentos? Ser sincero, responsable con lo aprendido y comenzar a sensibilizar o re sensibilizar en salud familiar. ¿Cuáles fueron los fundamentos de la acción que emprendiste? “El lenguaje crea realidad” y “Basta de criticar, es tiempo de actuar”. Son estas las premisas que hoy mantengo para trabajar, todo, desde un punto de vista positivo. ¿Qué experiencias y vivencias pasadas se despertaron en ti? Experiencias un tanto negativas que quiero cambiar por un futuro esperanzador, en dónde reconozco que tengo la posibilidad y responsabilidad de actuar, ofreciéndome a mí y a quienes me rodean la oportunidad de cambio para sentir, pensar y actuar mejor.

Por Claudio Rodríguez C.


Experiencias del Diplomado en Imรกgenes

FIN

Revista salud en familia nº1  

Revista de Salud Familiar. Trabajo final del Diplomado Salud Familiar 2012-2013 de la Universidad de Concepción,

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you