Issuu on Google+


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Agradecimientos Staff de Traducción Aishliin

Emii_Gregori

Bautiston

Kuami

Belentxu

flochi

clo

lost angel

cuketa_lluminosa

masi

cYeLy DiviNNa

palolasg12

dham-love

Sera

elamela

yolit belikov

eli25

Eileithyia793

Staff de Corrección Anelisse Emii_Gregori Kuami nella07 masi Pimienta

Diseño

Kuami

Emii_Gregori

Foro Purple Rose

Página

2

Recopilación


Fallen

3

Fallen Angels

Foro Purple Rose

Pรกgina

Claire Delacroix


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Índice Sinopsis<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<...‖P{g.5 Prólogo<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<‖P{g.6‖ Capítulo‖1<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<‖P{g.10‖ Capítulo‖2<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<‖P{g.23 Capítulo‖3<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<‖P{g.55 Capítulo‖4<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<‖P{g.70 Capítulo‖5<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<‖P{g.87 Capítulo‖6<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<‖P{g.105 Capítulo‖7<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<‖P{g.125 Capítulo‖8<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<‖P{g.140 Capítulo‖9<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<‖P{g.157 Capítulo 10<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.175 Capítulo‖11<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.193 Capítulo‖12<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.210 Capítulo‖13<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.227 Capítulo‖14<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.244 Capítulo‖15<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.262 Capítulo‖16<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.262 Capítulo‖17<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.278 Capítulo‖18<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.291 Capítulo‖19<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.308 Capítulo‖20<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.323 Capítulo‖21<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.341

Foro Purple Rose

Página

4

Capítulo‖22<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<..‖P{g.355


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Sinopsis

Traducido por elamela Corregido por kuami

L

os ojos de la República están en todas partes.

Cuando la misteriosa muerte de su ex marido es declarada un accidente, Lilia Desjardins sabe que es mentira, y dejará todo cuanto conoce para arriesgarse a adentrarse en el oscuro corazón de la República y descubrir que ella misma se ha convertido en el blanco de fuerzas desconocidas. Adam Montgomery hará lo que sea para completar su misión en la tierra, aunque tenga que enredarse con la enigmática Lilia Desjardins. Pero cuando su contacto es asesinado y debe confiar en el silencio de Lilia para salvarle de la guarida de esclavos, Adam sabe que sus alas no han sido más que el primer sacrificio que se le ha requerido. Mientras les rodea el peligro y la intriga, Lilia y Adam se dan cuenta de que deben trabajar conjuntamente, en cuerpo, mente y alma, para salvar el mundo

Foro Purple Rose

Página

5

.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Prólogo

Traducido por elamela Corregido por kuami

2

de julio de 2099.

La cirugía dolía mucho más de lo que se había esperado. Pero entonces, ¿cómo se podría haber preparado para una experiencia tan nueva? No había conocido el dolor. Hasta el primer corte. Una línea de fuego arrancó a través de su espalda y gritó. Era el primer sonido audible que había hecho alguna vez. Las plumas estaban cayéndose, rodeándolo como una cortina blanca a la deriva. Le llevó un momento darse cuenta de que eran sus propias plumas. Habían perdido su familiar luminiscencia y parecían ajenas. Se estaba convirtiendo en un extraterrestre. La idea le horrorizaba, hasta que el cirujano selló la herida. El calor abrasó su espalda, siguiendo la línea de la incisión. La humedad se derramo en sus mejillas y probó la sal de sus lágrimas. Otra primicia. Su bramido hizo vibrar el suelo. El olor de la carne quemada era nuevo también, y repugnante. Se recordó que se había ofrecido como voluntario. El segundo corte dolió menos, tal vez porque sabía lo que esperar. Tal vez era la forma del asunto terrestre, tan susceptible a las sensaciones, como para aprender a ignorar los estímulos una vez que habían sido experimentados.

herida. Contuvo el aliento con la quemadura de su piel, entonces oyó el

Foro Purple Rose

Página

húmeda. Esperó a que la punta del dedo del cirujano quemara la segunda

6

Munkar no lo sabía. Se agachó en el suelo, temblando, su carne palpitando y


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

constante latido de su corazón. Extendió sus manos y miró la carne en la que se había convertido. Se sentía pesado y lento, obligado por la gravedad de una manera que nunca había conocido antes. Las restricciones físicas de su cuerpo eran inevitables, inolvidables, imposibles de ignorar. Se sentía débil. No, se sentía disminuido. Había otros cortes, uno en la parte posterior de su cuello, otro en la PDA de su mano izquierda, pero parecían casi circunstanciales en comparación de perder sus alas. Munkar ni siquiera podía mirar al irritante resplandor que era sus acompañantes. ¿Había sido tan radiante, hace apenas unos momentos? Parecía imposible, pero sabía que era así. El más alto se inclinó y besó sus mejillas, una oleada de calor en cada lado de su cara salió por su piel quemada. ―Lo olvidarás. ―Las palabras llenaron sus pensamientos, y sabía que había una familiaridad evasiva en la forma de que se sentía mejor al oírlas. Pero no podía llegar a comprender la memoria. Desde luego, no podía responder del mismo modo. Ya, mucho de lo que había conocido estaba desapareciendo. Tenía dudas. Sintió miedo. Nunca había sido vulnerable antes y no le gustaba. La brillante luz se desvaneció y cuando abrió sus ojos, estaba solo en un edificio vacío. No, no solo. Una mujer salió de las sombras y le sonrió. ―Raziel. ―Susurró con asombro, forzando a su primera palabra pasar sobre su lengua y más allá de sus labios. Era suave y carente de elegancia. No le gustaba el sonido de su voz. ―Aquí me llaman Rachel, ―dijo con la confiada soltura que siempre había

Foro Purple Rose

Página

7

asociado con ella.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Le ofreció un montón de ropa oscura y la recogió, porque esperaba demasiado. Sus dedos acariciaron las superficies, de cuero, piel, y de terciopelo, una sensación que abrumaba sus pensamientos. ―Vamos, Adam Montgomery, te mostraré el lugar. ―¿Adam Montgomery? ―Repitió el nombre desconocido, satisfecho al escuchar sus palabras cada vez más fluidas. ¿Estaba la tierra, totalmente desprovisto de gracia? ―Ese eres tú, al menos en este lugar. Está todo arreglado. Te explicaré más mientras andamos. ―Adam Montgomery, ―repitió. ―Fue lo más cerca que pude conseguir, con la lista de nombres autorizados y todo. ―¿Lo‖m{s‖cerca‖de‖qué? Sonrió, con un poco de ese viejo‖resplandor‖en‖sus‖ojos.‖―Ya lo estas olvidando. Eso está bien, es más fácil. Se vistió con la ayuda de Rachel. Su presencia hizo más fácil que se adaptara a tantos cambios en un corto plazo. Cuando terminó, dio unos golpecitos con la punta de su pie y miró su mano izquierda, con impaciencia obviamente. ―Estamos‖perdiendo‖el‖tiempo, ―dijo y comprendió su urgencia―. Me alegro de que te ofrecieras como voluntario, especialmente ahora. Siempre fuiste el mejor leyendo los secretos de los hombres, y ya no estoy segura de quién me está diciendo la verdad. ―La confusión de Montgomery debió haber sido obvia, porque se rio―. No te preocupes, aprenderás rápido. Es sólo la conmoción que te enlentece al principio. Cogió su mano y salieron del edificio, con cada paso aumentando su familiaridad con su cuerpo y cómo funcionaba. Encontró placer en la flexión de sus músculos, en la suave piel que rozaba su barbilla, en el peso de la mano de Raquel en la suya. El amanecer temió el horizonte oriental. El cielo era de un añil profundo arriba,

dirigiéndose hacia el rosado horizonte oriental.

Foro Purple Rose

Página

Una estrella fugaz de pronto grabó una línea resplandeciente en el cielo,

8

y Montgomery se maravilló de su color.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Eso debe ser por ti, ―dijo Raquel. Montgomery

no

respondió.

Miró

la

estrella,

sintiendo

su

memoria

desvaneciéndose. Sabía que tenía que ser así, pero se lamentó de la pérdida de todos modos. Cuando la estrella se perdió en la luz del sol naciente, sólo recordaba su misión. Era ayudar a Rachel a salvar la tierra. Era la única cosa que necesitaba saber.

En el Registro Republicano, 13 de agosto de 2099

Gideon Fitzgerald. Estimado colega de la Sociedad de Darwinistas Nucleares, un Darwinista Nuclear de Séptimo Grado. De repente, en Nuevo Gotham, el 2 de agosto de 2099. Tristemente recordado por su esposa, Lilia Desjardins, y su madre política, Lillian Desjardins. Los servicios se celebraran en la Capilla Practicante a las 2 pm el 15 de agosto en el Nouveau Mont Royal. Las donaciones, a petición de la familia, serán recibidas por alguna sucursal local de S.H.A.D.E. Una Sociedad Benéfica en honor de

Foro Purple Rose

Página

9

Gideon.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

I Traducido por kuami Corregido por Golden Rose

M

iércoles, 28 de octubre de 2099.

El plan de Lilia era simple: 1. Asistiría a la conferencia del Darwinistas Nucleares en Nuevo Gotham presentar el premio a ser dado en el honor de Gid. para presentar el premio que se da en honor de Gid. Cambiar el nombre de la concesión existente, después de todo había sido su idea, y habían sido la tapadera perfecta para lo que ella realmente quería hacer. 2. Descubriría la verdad sobre la muerte de Gid. 3. Dejaría la Sociedad después de que el premio fuera entregado, preferentemente con algún encanto. 4. Se mantendría alejada de los problemas. Este último elemento era en el único en el que Lilia esperaba algún problema: lo había agregado a su lista sólo por hacer feliz a su madre. Su madre no necesitaba saber la rapidez con que el tema había sido zanjado. Lilia sólo había estado en Nuevo Gotham durante una hora y ella utilizó el segundo mejor pseudónimo de Gid, pisando al ralentí la Kawasaki alquilada, y considerando la mejor manera de entrar en la antigua ciudad de Gotham inadvertidamente. Acelerando la moto y gastando el precioso aceite el menor de los múltiples delitos cometidos ya sea o pendientes. Ella no tuvo inactiva la moto, porque estaba preocupada por violar la ley. Hizo eso todo el tiempo. Las antiguas ciudades estaban fuera de los límites, por decreto del Senado, lo que significa los que se aventuraban en ellas tenían que valerse por sí mismos. Por lo general, Lilia se alegró por que el edicto, que

estado bromeando acerca de los lobos en Central Park.

Foro Purple Rose

Página

Lo que la preocupó era que los chicos del lugar de alquiler de bicicletas habían

10

significaba menos interferencias.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lobos. ¿Sería verdad? Era un detalle que no había previsto. Lilia no había dado mucha credibilidad a la charla, no hasta que estuvo ante el lodo del río Hudson entre ella y Gotham. La vista de la vieja ciudad fue lo que la hizo detenerse. Gotham‖ era‖ grande,‖ oscuro,‖ y‖ legendario<‖ ella‖ había‖ conocido‖ antes.‖ En‖ este‖ momento, sin embargo, se agachó en el otro lado del río, unos ennegrecidos restos de lo que había sido una reluciente metrópoli. Era difícil imaginar que una vez que había brillado con tantas luces que su iluminación había disimulado las estrellas del cielo. Ahora las estrellas no tenían ninguna competencia. La lluvia constante y la oscuridad no le hacían a la vieja ciudad ningún favor, que parecía el infierno. Tal vez lo fuera. Lilia estaba segura que los lobos de Gotham serían más grandes, más numerosos, y más desagradable que la mayoría. Pero el rumor no iba a detenerla. Éste era el momento de hacerlo. De un puntapié puso la moto en marcha y se dirigió hacia la oscuridad del túnel Lincoln. Su geiger1 ya estaba corriendo más rápido de lo que hubiera querido, lo que significaba que estaba absorbiendo la radiación más rápido de lo que hubiera sido ideal. Mientras conducía por la rampa curva, Lilia contuvo el aliento, la con esperanza de que el túnel no estuviera bloqueado. Se dio la vuelta en la recta y la luz larga de la moto mostró que la longitud que serpentea del túnel estaba sin obstáculos. Había sólo un par de pulgadas de agua en la calzada y los vehículos, de haber habido alguno, habían desaparecido. Robados, lo más probable, y allanaron las piezas. Su geiger* frenó lentamente su tictac. Lilia sonrió. Su legendaria buena suerte seguía manteniéndose.

Foro Purple Rose

Página

Geiger*: es un tipo de detector de partículas que mide las radiaciones ionizantes para detectar si los objetos emiten radiación nuclear.

11

1


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella aceleró y el rugido del motor de la moto resonó en el túnel. Se sentía bien corriendo, tan bien como desprenderse de un corsé, tan bueno como dar de puntapiés las enaguas a un lado. Aun mejor, la Kawasaki tenía agallas. A medida que la oscuridad se cerró detrás de ella, sintió una punzada de temor. A Lilia no le gustaba la oscuridad, nunca lo había hecho. La lógica, sin embargo, le había dictado que el túnel era la mejor opción para entrar en la ciudad. El túnel la protegía de la radiación mientras se acercaba, dándole más posibilidades una vez en Gotham, y amortiguaba el ruido de la moto de oídos curiosos. ¿Si Gid, el rey de lógica, hubiera venido esta manera? El túnel era largo, o parecía más largo de lo que debería haber sido. Dijo algo sobre el miedo de Lilia a la oscuridad que ella se sintió aliviada al salir a la zona caliente del propio Gotham. Salió precipitadamente del túnel, como un murciélago del infierno y su geiger se volvió loco. Había se tomo un segundo para tomar nota de la carretera mojada, brillante como la obsidiana, antes de que la moto intentara derrapar de bajo ella. Lilia juró cuando ella corregir el derrape. Los lobos escogieron ese momento para aullar. El rumor era cierto. Aún mejor, había muchos de ellos, haciéndose eco de sus aullidos, una tras otro. Lilia sabía lo suficiente acerca de los lobos como para saber que estaban convocando a los demás en un pequeño comité de bienvenida. Tenía sentido para moverse rápidamente cuando se parecía como el almuerzo. Su corazón latía con fuerza cuando se volvió hacia la carrera en los valles de la vieja ciudad. Lilia no estaba preparada para esta aventura; tuvo que poner de nuevo en marcha su ingenio; primero Joachim le había comprado como un bono extraordinario para enganchar la sombra del ángel. Ella había traído el traje

aunque le estaba un poco apretado en las curvas de Lilia, bueno, allí no habría

Foro Purple Rose

Página

calidad que cualquiera de las suyas. Ellos habían sido casi la misma altura y

12

viejo de Gid porque incluso su pseudo-piel segunda cadena era de una mejor


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

un desfile de moda en la vieja ciudad. Y su capa oscura la guardaría los ojos del Sumptuary & Decency escondiéndola cuando estuviera en las zonas públicas. Como en la tienda de alquiler de bicicletas. Ya que había varios carnívoros hambrientos en sus proximidades, Lilia se preocupó sobre el extra-pesado-peso de la malla del calibre del polímero del pseudo-piel de Gid. ¿Cuánto retardaría su rendimiento? ¿Si sus cálculos habían sufrido una pequeña variación sería fatal? Mejor no pensar en eso. Había memorizado el mapa de Gotham de los archivos, utilizando un lector del público para acceder a él en lugar de propia su mano. Ella no había dicho a nadie dónde iba. Era un poco tarde para que Lilia viera los paralelismos con el último viaje fatal de Gid. Ella había evitado la radiación durante las últimas dos semanas permitirse estar el máximo de tiempo en Gotham. Aun así, revisando el parche necesario en su esternón ya estaba emanando una tenue luz. No había ninguna duda sobre retroceder. La sombra que la había contactado de la nada había dado a entender que él sabía algo acerca de Gid. Lilia no sabía cómo encontrar a la sombra de nuevo. Era ahora o nunca. Ella condujo más rápidamente. Los grandes esqueletos de los edificios antiguos eran como los dedos estirados hacia el cielo nocturno, con su altura fundida en sombras impenetrables. El repiqueteo del motor de la moto se hizo eco y se magnificaron, como si una manada de motocicletas hubiera invadido la ruina. Los audaces árboles jóvenes se abrieron paso a través de las grietas en el pavimento, tan oportunamente como los lobos. No había luces en ninguna parte en Gotham, pero la luna estaba casi llena y la noche estaba sorprendentemente clara. La plateada luz se deslizaba en más de un apartamento, creando instantáneas de Lilia no quería ver. Las calles estaban

probablemente se mezcló con las cenizas. Lilia no tenía que especular sobre lo

Foro Purple Rose

Página

El polvo gris era espeso y oscuro encima de todo más allá de la carretera, y

13

cubiertas de agua que reflejaba la luna y las estrellas.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

que esas cenizas podrían haber sido: ella lo sabía. Ellos habían estudiado el golpe en Gotham en el Instituto para Radiación, era, literalmente, material en los libros de texto. Diez millones de personas habían hecho sus casas en la ciudad y cerca de un cuarto de millón había logrado ser evacuados antes de que la tormenta comenzara. Lilia nunca había pensado que iba a ver el daño directamente. Pocos lo hicieron. Tal vez más gente debería verlo, pensó. Tal vez la República debería ofrecer tours. El casco antiguo de Gotham era un cartel para el desarme. Quizá ésa era la razón real por qué las viejas ciudades estaban fuera de los límites. No es que Lilia fuera cínica sobre los objetivos de autoridad central. ¡No, de ninguna manera! Lo curioso de Gotham era que parecía estar despierta. Todo lo que podía ver estaba destruido, roto, destrozado y abandonado, sin embargo, había una extraña vigilancia. Ella no estaba del todo convencida de que estuviera sola, y mucho menos sin ser observada. Gotham parecía consciente. La mayoría de las ciudades antiguas no tenían ese tipo de aura. Lilia había visitado suficientes como para saberlo. Se estremeció, aunque ella no tenía frío. Quizá era los lobos. Lilia estaba segura haber visto unos ojos amarillos de lobos en las sombras. Estaba segura que había oído las almohadillas de sus pisadas cuando seguían su rastro. Pero habría sido raro para los lobos tener tanta presencia, aun cuando estuvieran hambrientos.

Foro Purple Rose

Página

¿O la ciudad estaba embrujada?

14

¿Alguien más estaba mirando?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia no lo quiso saber. No debía de estar lejos del final del túnel, de su destino, pero la ciudad no acababa de verse como cuando había hecho la copia del mapa archivado. Los escombros amontonados en las calles no era tan realmente fácil de distinguir en la oscuridad de los edificios en decadencia. Lilia dio un giro, y se dio cuenta de que había cometido un error, volvió, y lo intentó de nuevo. Un tiempo precioso se desvaneciéndose. Aceleró la moto aún más, escogiendo un riesgo sobre otro. Broadway y la Séptima se habían convertido en un pozo cavernoso, por lo que Lilia hizo un cambio rápido de vuelta. Tenía que volver a su rumbo y subir la Octava, atravesando la Fiftieth (Quincuagésima), desperdiciando unos preciosos momentos. Dos cuadras a la izquierda, y entonces. Se encontró respirando con dificultad, y sudando bajo su pseudo-piel. Las 20:59. ¿Sería demasiado tarde? ¿Saldría viva de Gotham? ¿O moriría aquí, sola como Gid? Lilia volvió la última curva en su destino, rociando un arco de agua cuando derrapó con la moto, se detuvo y miró. A diferencia del resto de la ciudad, la Plaza Rockefeller era inquietantemente similar a cómo se veía en las fotos de archivo. Lilia se volvió la última esquina a su destino, roció un arco de agua la bicicleta a una parada, y miró fijamente. Al contrario del resto de la ciudad, la Plaza Rockefeller inquietantemente similar a cómo se veía en las fotos de archivo. Pero a oscuras. Extinguida. Se estremeció. Lilia vaciló, acelerando la moto. La plaza parecía caja cerrada, con una escultura en el otro extremo del centro. Había un agujero negro delante de la estatua, un pozo de oscuridad que parecía devorar la poca la luz que había.

oscuras<‖‖

Foro Purple Rose

Página

15

―Hay‖ un‖ lugar‖en‖ el Casco Antiguo de Gotham, donde las sombras sean más


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella recordó demasiado bien la voz aflautada tras la cortina de sombras y su boca se secó. Su señal había sido pirata, en una frecuencia no autorizada, y el audio se había roto. La mayoría de la gente no podría haber recibido la señal, pero Lilia le había sintonizado las frecuencias de la PDA pirata. Aun así, su voz había sonado como si él fuera su contacto desde otro mundo. Pero entonces, Gotham podría ser de otro mundo. Lilia consideró la plaza y no le gustó la falta de opciones de salida. Se volvió al audio en su manillar y sólo oyó el golpeteo de la lluvia sobre la piedra. Trató muy duro ser prudente, pero ser prudente no era una de las mejores virtudes de Lilia. La PDA de su mano sonó la hora. Era la hora de la cita. Ella gritó en la plaza. A medida que se acercaba, vio que la estatua en el extremo lejano todavía había bastante de su brillo dorado a la luz de la luna. Representaba a Prometeo, llevando el fuego a los mortales y arriesgándose a la ira de los dioses de ese modo. Teniendo en cuenta lo que la raza humana había hecho con esa poca tecnología, Lilia pensó que los dioses tenían buenas razones para estar enojado con él. Dos centinelas oscuros se alzaban a ambos lados de las escaleras que descendían en la oscuridad ante Prometeo, pero ella no dirigió a esas esculturas más que un vistazo. Lilia estacionó entre ellos en

la parte superior de la

escalera. Nadie estaba esperando allí. Sin embargo, había algo debajo. Ese algo era un ser en forma humana. Había habido una piscina bajo Prometeo, en la base de las escaleras, y algo que estaba en el borde de la piscina. Estaba tendido un lado, pero sin moverse. Que algo era humano en el formulario. Había una piscina una vez bajo

Tal vez ni siquiera respiraba.

Foro Purple Rose

Página

Él estaba estirado a un lado, pero sin moverse.

16

Prometeo, a la base de los escalones, y que algo estaba en el borde de la piscina.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

La luz de la luna tocó la pequeña figura, los espacios a ambos lados de las escaleras a la izquierda en las sombras impenetrables. Lilia tenía una muy mala sensación, pero sólo había una sola manera de estar segura. Había llegado muy lejos, y no iba a volver. Ella miró por encima del hombro y vio una línea de ojos amarillos cerniéndose en las sombras detrás de ella. Cuanta mala suerte. Dejó la bicicleta y saltó corriendo escaleras abajo. Bajo el peso de pseudo-piel de Gid, sintió como si le tomara la mitad de una eternidad en llegar al fondo. Los lobos, lo sabía, se estaba moviendo más rápidamente. Lilia estaba sudando con furia cuando se dio la vuelta en el altavoz externo en su cabeza. ―¿Y654892? Gran sorpresa, él no contestó. Lilia miró hacia atrás y encontró unos ojos brillantes que se encontraban en la parte superior de la escalera. Los lobos se estaban acercando a la moto al ralentí más rápido de lo que había esperado. El hambre les hacía valiente. ―¿Y654892?‖ ―Lilia‖ sacudió‖ el‖ hombro,‖ porque‖ había‖ una‖ remota‖ posibilidad‖ de que se había asentado para dar una cabezada esperando por ella. A su toque, él rodó sobre su espalda. A pesar de que ella no esperaba nada bueno, Lilia se puso lívida con lo que ella veía. La visera de su casco estaba abierta, como si deliberadamente mostrara el "tercer ojo" en medio de la frente. Sus ojos normales se mira fijamente hacia Lilia, con sus iris azules vidriosos y sin vida. Su piel ya estaba hinchada debido a la exposición a la radiación, con la cara manchada y roja. Lilia no gritó porque estuviera muerto. Gritó, porque había sido eviscerado. Y654892 había sido cortada de la garganta hasta la ingle, y luego en rodajas

Foro Purple Rose

Página

como las puertas a una cámara secreta, las cuatro esquinas cubrió

17

transversales de hombro a hombro y de cadera a cadera. Su piel estaba abierta,


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

meticulosamente a su antiguo pseudo-piel. Lo que Lilia había pensado era sombra y el agua de la lluvia bajo su cuerpo en realidad era intestinos y sangre. Ella vomitó cuando la primera bocanada pasó a través de sus filtros. Él no hacía mucho tiempo que había muerto. Lilia luchó con su nauseas, después de haber aprendido que lanzarlo contra el propio mando nunca era la mejor opción. Ella logró controlarse, y luego miró de nuevo. En caso de que ella había tenido dudas sobre su identidad, su pseudo-piel, también había sido cortado para mostrar el tatuaje en el interior de su antebrazo izquierdo. Y654892. De acuerdo. Él Nunca le iba a decir a Lilia, o cualquier otra persona, nada acerca Gedeón Fitzgerald. De alguna manera Lilia enganchó las imágenes del cuerpo mutilado de Y654892. Como una rutina seleccionó una respuesta aprendida para Documentar y catalogar. Ella podía agradecer al Instituto de Radiación por estudia tanto. Los lobos aullaron detrás de ella, probablemente salivando anticipándose al menú especial, pero ella trató de ignorarlos. Tenía unos minutos, nada más, para buscar pistas. ¿De dónde había venido la sombra? No había ni rastro de su transporte, que pudo haber dicho mucho a Lilia. No tenía tiempo para buscarlo, no con su parche para la radiación brillando tan caliente. La PDA pirata de Y654892 era la mejor fuente de información. Hubiera sido más fácil utilizar el DataShare1 con él, pero Lilia no se atrevía a hacerlo. No con un cadáver. Ella razonó que tendría que exponer su propia piel para liberar su sonda y eso sonó convincente. De cualquier manera, era infinitamente preferible utilizar la cámara en su frente para tomar imágenes de la última Doc.ena de cosas que había sacado a sí mismo, en la esperanza de él era lo que había planeado compartir con ella

pensó en terminar.

Foro Purple Rose

Página

malo. Estando de pie entre la sangre y los intestinos, incluso bajo la lluvia, sólo

18

Ella todavía tenía que tocarlo para hacer funcionar su PDA, y eso era bastante


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia en realidad no vio las imágenes que capturó, estaba demasiado ocupada luchando contra el impulso de vomitar. Su PDA se apagó después de que ella capturara la sexta imagen. Eso fue todo. La última chispa de electricidad en su sistema nervioso había muerto. La única opción era el Procesador de Texto, dejando que su PDA tomara prestado el poder de ella. Una gran oportunidad. El momento de irse. Lilia para encontrarse con el primer lobo descendiendo los escalones. El gran líder peludo la miró, y su manera no podría llamarse amistosa. Ella le sostuvo la mirada, desafiándole como si ella fuera uno de los suyos. Él gruñó. Lilia caminó hacia los escalones con los pasos deliberados, quitándose su capa mientras caminaba. Ella también se retiró sin hacer nada. Mientras ella subía las escaleras, él gruñó. Los otros se quedaron atrás, esperando para compartir el botín, o dejarlo hacer el trabajo sucio. Tal vez los lobos no eran tan diferentes de los humanos. Era una bestia de aspecto sarnoso, con

una cuantas llagas abiertas en la

espalda, el pelo enmarañado. Estaba tan delgado que Lilia podía ver sus costillas. Lo único que le quedaba era la determinación y ella sentía un cierto respeto por eso. Podría haberlo frito, pero no le pareció justo. Ellos negociarían esta a la vieja usanza. Lilia subió un paso más y él descendió otro. Él estaba completamente en la escalera, las patas delanteras dos pasos más abajo que sus hembras. Probable era la única ventaja que Lilia tendría. Ella se movió muy despacio, como si dudara, y él se agachó para saltar, asumiendo él que tuviera tiempo de llegar a su lado. Malo. Tan pronto como se inclinó, Lilia arrojó su capa sobre la cabeza. Lanzándose hacia la manada que estaba parada alrededor de la moto.

Foro Purple Rose

Página

Lilia corrió hacia la moto.

19

Se dispersaron.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

El gran macho era más rápido de lo que Lilia había esperado, más viejo y más sabio, o quizá alguien le había esta mala pasada antes a él. Él rasgó a través de su capa en un tiempo récord. Se abalanzó bruscamente sobre su pierna, extrañándose de que Lilia fuera un poco más rápida. O un poco más afortunada. ―Así‖ que,‖ es‖ cierto‖ que‖ ninguna‖ buena‖ acción‖ queda‖ sin‖ castigo.‖ ―Lilia‖ le‖ pateó en el cuadrado de las costillas. Él tropezó, gruñó, y se acercó para luchar, la sangre corriendo desde la barbilla. Saltó hacia ella, mostrando los colmillos. Al diablo con respeto. Lilia disparó directamente en el pecho. Cayó, gimió, y se estremeció por última vez. Había un olor a carne cocida y otro pequeño charco de sangre en la piedra, los cuales se podría haber hecho sin él. Los otros lobos se retiraron a la sombra de llamada de la plaza, gruñendo con la insatisfacción. Él se cayó, lloriqueó, y se estremeció una última vez. Había un olor de carne cocida y otro pequeño charco de sangre en la piedra, ambas de las cuales ella podría haber prescindido. Los otros lobos se retiraron zumbando entre las sombras de la plaza, gruñendo de insatisfacción. Lilia se abalanzó sobre la moto, con el corazón palpitando de que le hubiese tomado tanto tiempo para llegar hasta allí. No se atrevía a mirar ni un instante al resto de la desconcertada manada. Cuando se fue de la plaza, miró hacia atrás. El resto de los lobos habían superado el susto de perder a su líder; y se deslizaban por las escaleras para participar de la fiesta. No quedaría mucho de Y654892 pronto. ¿Se comerían a su líder también? Mejor no pensar sobre eso.

de ninguna parte, sino que se hizo eco dentro de sus propios pensamientos.

Foro Purple Rose

Página

oyera una profunda risa, justo entre sus propios oídos. Venía de todas partes y

20

Ella sintió un golpe de alivio y dirigió la moto hacia el túnel antes de que ella


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia intentó decirse a sí misma que había recogido una señal perdida, y que la frecuencia de alguna manera había resonado con los altavoces integrados en el casco, produciendo un eco claro de sus propios pensamientos, pero incluso ella sabía que eso era una mierda. Era tan imposible para una mierda de gilipollez como ella siempre había creído. Lo que acababa de ocurrir era imposible. Sola en la vieja ciudad, o quizá realmente no tan sola como ella pensaba, Lilia se aterrorizó. Ella montó descuidadamente, empujando la moto a su máxima velocidad, con la única intención de conseguir sacar su trasero fuera de Gotham lo antes posible. Luego se fue directamente a la estación de policía en Nuevo Gotham para denunciar el asesinato de Y654892. Ella estaba en la puerta del recinto antes de que ella se diera cuenta de su error. Para entonces ya era demasiado tarde. Republica de los Estados Unidos de América, Código Ley 201/8―349

Sección IV: Determinantes de positivos La designación de Subalterno-humano Atómico Anti convencional La evaluación (S.H.A.D.E.) Cualquier persona dentro de los límites geográficos de la República, o cualquier persona física bajo los límites geográficos de la República a fuerza de expansión Republicana,

serán

evaluados

para

ser

un

sub―humanos

Atómicos

Anti―convencionales si alguno de los siguientes criterios manifiesta que en su persona física, e individual puede ser Documentarse por haber estado expuestos a la radiación: I) Microcefalia, siendo una circunferencia de la cabeza de menos de dos desviaciones estándar por debajo de la edad y sexo―media; II) Los queloides, teniendo la presencia de tejido de la cicatriz de forma

III) las lesiones oculares;

Foro Purple Rose

Página

color rojo cobrizo;

21

irregular en tres dimensiones, más características en forma de un cangrejo y de


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

IV) Otros defectos de nacimiento visible siendo incluido pero no limitado a: braquicefalia;

Oxycecefalia;

escafocefalia;

Megacefalia;

El

estrabismo;

Hendidura de Parpados estrecha; Radiación; Cataratas Inducidas; Opacidad de la cornea; Anormalidad del iris; Epicantanto; Mongoloides; Nariz de puente hundido; Concha bullosa; Paladar arqueado; Odontología; Labio leporino; El Paladar hendido; Lengua Bífida;

Hipoplasia Mandibular; Hipertrofia de la

lengua; Congestión vascular; Digitus Varus del Quinto Dedo; Braquidactylía; Arachnodactylia;

Polydactylia;

Sindactylia;

Adactylia;

Pliegue

simiesco;

Triradius axial; Cubitus Valgo; Cubitus Varo; Soplos Cardiaco; Pectus Carinatum; Pectus Excavatum; Hernia umbilical; Accesorio mamá; cuello pterigoideo; leucoplasia; Hipertricosis; Hemangioma; la piel del seno, criptorquidia;

Hypospadias;

fístula

vaginal;

Aproctia;

hermafroditismo.

Además, si posee dos o más de las siguientes enfermedades crónicas―que puede o no puede dar lugar a la manifestación física externa, cuando es causada por exposición a la radiación, se designa una evaluación positiva: i) Cáncer Tiroideo; ii) Leucemia y otros trastornos sanguíneos específicos de la radiación, incluyendo el mieloma múltiple, linfoma maligno, la policitemia vera, mielofibrosis, anemia aplásica; iii) Retraso Mental en cualquier niño que estaba en el útero, particularmente durante el tercer y cuarto mes de gestación, cuando la madre biológica estuvo expuesta2. Primero pasó en New D.C., mayo de 2025, con las modificaciones importantes en 2034, 2056 y 2078.

Foro Purple Rose

Página

Todos estos términos médicos, son causados por deformaciones genéticas pre y post parto. Además de otras enfermedades hereditarias.

22

2


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

II Traducción SOS por Clo y kuami Corregido por masi

M

ontgomery estaba de un humor de perros. Otra vez.

Había discutido con Rachel. Otra vez. La negativa de ella a compartir información era un tema constante y delicado. Él se sentía como si no tuviera, ni rol ni objetivo. Ella se mantenía firme en lo que concernía a que él debía prestar atención a las anomalías desde su puesto en el Departamento de Policía de Nuevo Gotham. La creencia de ella en el plan divino lo estaba sacando de quicio. Probablemente porque él no podía ver ningún plan en absoluto, en el trabajo. El mundo de los mortales era un desastre y se ponía cada vez peor. No se había ofrecido voluntario sólo para que se desintegrara mientras observaba. Montgomery tomaba el trabajo de patrulla callejera, con la mayor frecuencia posible, con la esperanza de poder ver algo. Hojeaba los registros y revisaba los casos sin resolver, con el pretexto de aprender el funcionamiento de su nuevo distrito. Frecuentaba la franja de placer 3 de Nuevo Gotham, con la certeza de que sería el primer lugar donde oiría los chismes de los suburbios. No tuvo suerte. Se sentía inútil e ineficaz. Raquel insistía en que el bien triunfaría, inevitablemente, sobre el mal. A Montgomery le parecía como si el mal fuera bueno a la carrera. Tal vez había cometido un error al ofrecerse como voluntario. Quizás ya era demasiado tarde para volver a pensar en algo. La única manera de volver al mundo que conocía, era a través de esto, tenía que completar su

3

La franja de placer: Se refiere a una zona donde se ejerce la prostitución.

Foro Purple Rose

Página

23

misión para recuperar sus alas.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

No tenía porque gustarle. Montgomery subió los escalones de la extensa escalera de piedra, que llevaba al distrito, de tres en tres, a sabiendas de que llegaba tarde. Inventó una excusa acerca de la patrulla callejera, sabiendo que era sólo cuestión de tiempo antes de que su disfraz fuera destruido. Se sacó automáticamente el casco e inclinó la cabeza, mientras cruzaba el umbral, otorgando una terrorífica mirada de su identificación de cuentas al lector instalado por encima. No se sorprendió de ver a Thompson nuevamente trabajando en el escritorio, el novato era casi tan incompetente como era humanamente posible, pero los ordenadores administraban la gran mayoría de las funciones de la recepción. Comparativamente, no tenía riesgo dejar a Thompson suelto en el área de recepción. Montgomery se sorprendió al encontrarse a una mujer esperando allí. Llevaba una ajustado pseudo-piel que dejaba poco a la imaginación y desafiaba todas las normas sobre el Código Suntuario y de Decencia. Era alta, delgada, y tan atlética como era de esperar, dado que llevaba puesta esa pesada pseudopiel. Vestía botas negras de motorista, muy similares a las suyas, y tenía guantes negros enganchados en su cinturón. Su casco estaba sujeto bajo el brazo y su trenza oscura le caía por la espalda casi hasta las rodillas. Estaba vestida para el servicio activo en una zona de riesgo, pero las mujeres nunca eran enviadas a zonas riesgo. Estaba observando a Thompson, y su impaciencia era evidente por los golpecitos del pie, y hasta ahora no era consciente de la presencia de Montgomery. Él se dio cuenta del chip de datos que movía entre los dedos. Estaba agitada, no sólo impaciente, y él se preguntó el motivo. La respuesta, apostaría a que estaba en ese chip. Se apartó un paso del escritorio, con la mirada en Thompson. Montgomery se dio cuenta de que ella lo había reconsiderado. Iba a marcharse, sin compartir la razón por la que había venido en primer lugar.

mujer hizo su movimiento. Ella giró y huyó hacia la puerta. Era un pequeño

Foro Purple Rose

Página

Thompson le frunció el ceño a su pantalla, inclinándose sobre el escritorio, y la

24

Decidió que era lo suficientemente extraño como para merecer su atención.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

vestíbulo de entrada y se movió tan rápido que estuvo a punto de chocar con Montgomery. Lo hubiera hecho, si él no la hubiera cogido por los hombros. Ella levantó la vista sorprendida, y se quedó impresionada por su belleza. Tenía la cara con forma de corazón, los ojos azules y las pestañas largas. Había inteligencia en su mirada y desafío en el gesto de sus labios. Algo se movió en su interior, algo que nunca había sido despertado por las putas de la franja del placer. Él la reconoció, aunque no sabría decir por qué, y esa sorpresa le impidió ocultar su atracción. La chispa fue recíproca. Ella lo miró de arriba abajo con apreciación. Montgomery sintió una respuesta muy natural para esta atrevida demostración de interés femenino, entonces la sospecha nubló, nuevamente, los ojos de ella. ―Disculpe, ―dijo,‖con‖tono‖frío―.‖Simplemente me estaba yendo. Cuando ella se sacudió fuera de sus manos y dio un paso para rodearle, Montgomery le bloqueó el camino. Él observó un destello de ira en sus ojos. A la dama le gustaba salirse con la suya. Tendría que recordar eso. Thompson‖levantó‖la‖mirada‖y‖se‖aclaró‖la‖garganta.‖―Detective,‖justo‖lo‖estaba‖ buscando. ¿No se supone que debería estar en su cubículo? ―No.‖Patrullando. ―Montgomery‖no‖se‖imaginaba‖la‖forma‖en‖que‖los‖ojos‖de‖ la dama se estrecharon cuando Thompson utilizó su título. ―Pero‖la‖base‖de‖datos‖dice... Montgomery‖habló‖con‖desdén.‖―Entonces‖debe‖estar‖equivocada. Sólo Thompson creería eso, y lo hizo. La mujer vaciló, deteniendo a considerar a Montgomery a través de sus pestañas. Interesante. Muy pocas personas cuestionaban las bases de datos de la República, por lo que era refrescante encontrar a uno que lo creyera posible. Mientras‖ tanto,‖ Thompson‖ se‖ inclinó‖ sobre‖ el‖ escritorio.‖ ―Le estaba buscando por esto, mmm, la señora dice que ha presenciado un asesinato.

Foro Purple Rose

Página

los‖ojos.‖―¿Es‖eso‖cierto?

25

Montgomery ignoró la intervención del policía más joven y miró a la señora a


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella apretó los labios mientras intentaba pasarlo de largo otra vez. Si no sirviera para nada más, podía ser un obstáculo formidable. Se movió para bloquearla otra‖vez‖y‖casi‖sonrió‖ante‖su‖visible‖irritación.‖―No,‖no‖lo‖es.‖Cometí‖un‖error. ―¿Un‖error?‖―Mantuvo‖su‖tono‖de‖voz‖suave―.‖¿Acerca‖de‖un‖asesinato? ―Cosas‖que‖suceden‖―dijo‖sombríamente,‖atravesando‖con‖la‖mirada‖tanto‖a‖él como a Thompson. Ella y Montgomery dieron un paso hacia los lados al unísono,‖ de‖ nuevo―.‖ Est{‖ empezando‖ a‖ molestarme‖ ―murmuró‖ ella,‖ y‖ Montgomery no pudo reprimir su sonrisa. Ella lo miró por un instante, y entonces, un toque de color tiñó sus mejillas mientras apartaba la mirada. Montgomery se sintió acalorado. ―Fue‖probablemente‖en‖ la‖franja‖ de‖placer‖ ―dijo‖Thompson‖con‖ una‖risita―.‖ Algún juego morboso. Ya sabes cómo son las cosas allí. ―¿Lo‖sé? ―Eso‖ es‖ lo‖ que‖ los‖ chicos‖ dicen,‖ que‖ Montgomery‖ conoce‖ su‖ camino, por los alrededores de las franjas de placer, mejor que la mayoría. Montgomery también ignoraba esa parte de las insinuaciones. La señora, sin embargo, estudió a Montgomery con renovado interés. ―Tal‖ vez‖ deberíamos‖ preguntarle‖ a‖ la‖ testigo‖ qué‖ observó, en lugar de especular‖ sobre‖ lo‖ que‖ vio‖ y‖ cuando‖ lo‖ vio‖ ―dijo‖ Montgomery‖ con‖ afable‖ autoridad. Thompson tuvo la gracia de sonrojarse. Ella‖frunció‖el‖ceño.‖―No‖soy‖una‖testigo‖porque‖no‖vi‖nada. ―Entonces‖¿por‖qué‖est{‖aquí?‖―preguntó‖Montgomery. Ella lo‖ fulminó‖ ante‖ esta‖ pregunta‖ razonable.‖ ―Porque‖ cometí‖ un‖ error.‖ Olvidémoslo,‖incluso,‖que‖dije‖algo.‖―Intentó‖dar‖un‖paso‖alrededor‖suyo una vez más. ―No.‖ No‖ lo‖ vamos‖ a‖ hacer.―Montgomery‖ bloqueó‖ su‖ camino‖ de‖ nuevo―.‖ ¿Qué es lo que vio y dónde? ―No‖importa ―dijo,‖con‖voz‖de‖acero.

exposición‖reciente,‖y‖ella‖se‖sobresaltó‖ligeramente―.‖¿Dónde?

Foro Purple Rose

Página

parche de radiación de su esternón, el cual estaba resplandeciendo por la

26

―Esto‖ nos‖ dice‖ que‖ sí‖ importa.‖ ―Montgomery‖ golpeó‖ con‖ un‖ solo‖ dedo‖ el‖


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Entonces, ella hizo una mueca, traicionada como estaba por su propio equipo. Aun‖así,‖no‖se‖desdijo‖y‖él‖admiró‖eso.‖―No‖debería‖estar‖situado‖tan‖cerca,‖no‖ si sabe que estoy caliente. Thompson‖se‖burló.‖―Montgomery‖prefiere‖a‖las‖chicas‖ardientes. Montgomery sostuvo su mirada. —Me arriesgaré. ―¿Cómo‖dijo‖que‖se‖llamaba? ―Sargento‖Detective‖Adam‖Montgomery,‖Homicidios‖de‖Nuevo Gotham.‖―Le‖ tendió‖la‖mano―.‖¿Y‖usted‖es? ―Me‖ marcho‖ ―dijo rotundamente y de manera hostil. Esta vez le puso una mano en el brazo para empujarlo hacia un lado. Montgomery miró hacia Thompson, quien miró con atención a su pantalla. ―Lilia‖ Desjardins‖ ―facilitó‖ y‖ Montgomery‖ sintió‖ que‖ sus‖ ojos‖ se‖ abrían‖ ampliamente. Era por eso que le resultaba familiar. Era la viuda de Fitzgerald. ¿Qué estaba haciendo aquí, tan lejos de su casa en la frontera? Siendo testigo de un asesinato del que no quería hablar. Montgomery había sido parte del equipo que le había llevado las malas noticias, así que no la podía culpar por estar enojada. Ella probablemente reconoció su nombre. Ni él mismo había estado contento con la resolución del caso Fitzgerald. Le había olido a encubrimiento y Rachel había estado muy interesada en los detalles. Se atrevía a pensar que Lilia sabía algo que Fitzgerald había sabido. Lilia deslizó la mirada sobre‖su‖hombro‖y‖apretó‖los‖labios.‖―Malditos‖bancos‖ de‖datos‖del‖gobierno‖―murmuró. ―Los‖ojos‖ de‖ la‖ República‖ est{n‖ en‖ todas‖ partes‖ ―dijo‖ él,‖ cuando‖ en‖ realidad‖ quería‖estar‖de‖acuerdo‖con‖ella.‖Le‖ofreció‖la‖mano―.‖Encantado‖de‖conocerla. Ella bajó la mirada a su mano extendida como si se sorprendiera de que se ofreciera a darle la mano. ¿Porque era una mujer? ¿O porque estaba caliente? Ella‖puso‖la‖mano‖en‖la‖suya‖con‖un‖poco‖de‖reticencia.‖―No‖puedo‖decir‖que‖

Foro Purple Rose

Página

27

sea recíproco.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Los dedos de ella se sentían delgados en su agarré, y él estaba sorprendido por el fuerte impulso de protección que sentía hacia ella. Peor aún, el roce de su piel contra la suya lo distraía de una manera nada espiritual. ―Entonces,‖el‖placer‖es‖todo‖mío‖―dijo,‖y‖ella‖se‖volvió‖a‖ruborizar. Ella retiró su mano, de forma abrupta. Se recordó a si mismo que ella debía ser una viuda afligida. Después de todo, todavía‖llevaba‖un‖pesado‖anillo‖de‖plata‖en‖la‖mano‖izquierda.‖―Y‖¿qué‖fue‖lo‖ que vio esta noche, señora Fitzgerald? Su expresión se‖volvió‖de‖piedra.‖―Sra.‖Desjardins,‖por‖favor. Allí había un problema de algún tipo, uno que quería explorar. Él arqueó una ceja en lugar de repetir la pregunta. Ella‖suspiró.‖―No‖van‖a‖hacer‖nada‖con‖respecto‖a‖lo‖que‖vi,‖ya‖que‖bien‖podría‖ ser que no hubiera sucedido. No fue asesinato porque la víctima era una sombra. ―Técnicamente,‖ usted‖ tiene‖ razón‖ ―admitió‖ Montgomery―.‖ El‖ matar‖ a‖ un mutante no es un asesinato bajo la ley de la República. Sin embargo, es de gran interés para mí. Ella lo miró a los ojos de nuevo, con el escepticismo brillando en los suyos propios.‖―¿Por‖qué? ―Interés‖profesional. ―Una‖afición‖extraña. ―No.‖ El‖ desprecio‖ por‖ la‖ vida‖ ajena‖ puede‖ intensificarse.‖ Hay‖ patrones‖ de‖ comportamiento violento que se revelan por primera vez en un autor material, al lastimar animales pequeños, luego a sombras, y después, frecuentemente, ciudadanos. Parecía como si Lilia estuviera convencida, pero luego cambió de idea. En su contra.‖―Dejando‖de‖lado‖toda‖la‖feliz‖charla‖de‖PR 4, ambos sabemos que no va

4

PR: Relaciones públicas.

Foro Purple Rose

Página

28

a hacer nada con respecto a la muerte de un mutante. Me tengo que ir.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery era muy consciente de la mirada vigilante de la República, y de la maliciosa mirada de Thompson, y sabía que había sólo una manera de mantener a la dama en el edificio. Tendría que engañarla. Ahora. La cabrearía, pero le impediría salir. ―No‖tan‖r{pido.‖―Montgomery‖examinó‖sus‖curvas‖relajadamente,‖luego‖bajó‖ su voz hasta un murmullo. Le sostuvo la mirada y vio un destello de calor en la de‖ella―.‖Me‖gustaría‖ver‖lo‖que‖tiene,‖en‖primer‖lugar. Ella abrió los ojos, sorprendida. Thompson lanzó un silbido bajo. Lilia dio un paso hacia atrás, pero no antes de que Montgomery agarrara el chip de datos de entre sus dedos. La había distraído, tal como había previsto, y vio el momento en que ella se dio cuenta de lo mismo. También vio su furia. Al menos, tenía su atención. Se alejó de ella y se dirigió a su cubículo, sabiendo que lo seguiría. Sonrió cuando la escuchó maldecir. Luego ella comenzó su persecución, tan enojada que golpeaba los tacones en el suelo. Punto para Montgomery. Si no fuera por la mala suerte, Lilia, evidentemente, no tendría nada de suerte en Nuevo Gotham. Había cometido un error al venir a la comisaría, gracias a estar afectada por el cadáver de Y654892, y encontrarse, con nada menos, que un miembro del equipo que había sido lo suficientemente estúpido como para declarar la muerte de Gid como accidente. Además, Montgomery era tan atractivo que ella quería hacerle el amor. Incluso si Lilia no hubiera casi colisionado con él, la dulce mirada que le dirigió, la

Sería una complicación para su vida, que no necesitaba.

Foro Purple Rose

Página

visto un ejemplar macho de primera clase.

29

hubiera detenido en seco. Había pasado mucho tiempo desde que ella había


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Si hubiera tenido alguna afición por los policías, Montgomery habría sido un bocado sabroso. Pero Lilia le tenía alergia a los policías, especialmente a los detectives NGPD5 de Homicidios. Ella lo había visto en la lista de destinatarios oficiales correspondiente a la muerte de Gid. Montgomery estaba en el equipo de NGPD, y eso significaba que no estaba en el equipo de Lilia. La única ventaja de seguirlo a él y a su chip de datos desaparecido, por el laberinto del recinto, era la vista. Lilia siempre había estado convencida de que no había nada más espectacular que un hombre con una pesada pseudo-piel, sobre todo cuando él tenía el suficiente tono muscular para llevarla como si no pesara nada en absoluto. Montgomery lo hacía. La visión de él, alejándose a grandes zancadas, merecía la pena el precio a pagar. La cruda respuesta biológica le recordó a Lilia que se había quedado viuda muy joven. Gid estaba muerto, pero ella estaba entrando en su mejor momento sexual, y lo hacía en solitario. La forma en que se estremecía, por la proximidad de un ejemplar masculino, era una prueba positiva de eso. Era la última prueba que necesitaba, en el último lugar que quería, del último hombre que quería. Montgomery alcanzó su cubículo y abrió la puerta. Lilia tuvo que pasarlo, casi rozando su pecho con el hombro mientras lo hacía. Una pequeña parte femenina de ella empezó a palpitar. Él cerró la puerta detrás de ellos, su tamaño hacía que el espacio pareciera más pequeño y más íntimo de lo que Lilia había pensado en un principio. O tal vez era la forma en que la miraba con tanto cuidado. Con la íntima proximidad en el cubículo, su presencia era imposible de ignorar. La pseudo-piel de Montgomery apenas parecía capaz de contener su pecho ancho y resaltaba la musculatura de sus piernas. Este chico no era ningún empleado de oficina; él estaba allí fuera, todos los días en su pseudo-piel, haciendo el trabajo sucio.

5

NGPD: Departamento de Policía de New Gotham.

Foro Purple Rose

Página

30

Lilia respetaba eso, incluso, aunque no quisiera.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

El uniforme de Montgomery era todo negro, como era costumbre, y su arma láser estándar era la normal. Ella sentía pena por él, en ese tema. El perno esférico implantado en su lóbulo izquierdo brillaba como fina perla azabache, un recordatorio de que Lilia no necesitaba ser vista para nada por un policía, sin testigos, de la República. Tenía el pelo afeitado casi al cero, y Lilia sintió envidia. La Ley Suntuaria y El Código de Decencia prohibían que una mujer se cortara el pelo, pero Lilia siempre había pensado eso sería más cómodo. Ella estaba de pie en el recinto de Montgomery, sintiendo el peso de su mirada, y sabía que tenía que salir de la comisaría de policía rápidamente, lo antes posible. Pero, sin embargo, no iba a irse sin sus pertenencias. Montgomery era perceptivo, por lo que no tenía sentido jugar. Lilia extendió la mano.‖―Deme‖el‖chip,‖por‖favor.‖ ―Lo‖tendr{‖de‖vuelta‖en‖un‖momento. ―No‖tiene‖ningún‖derecho.‖Es‖una‖propiedad‖personal‖y‖es‖ilegal‖que‖te‖hayas‖ apoderado de ella sin una orden‖ judicial.‖ ―Era‖ indignante‖ que‖ Lilia,‖ de‖ todas‖ las personas, estuviera citando la ley de la República a un detective NGPD, pero allí estaba. Montgomery habló con exasperante calma, mientras pasaba una mano sobre su escritorio para despejarlo. Lilia le vio hacer un análisis de seguridad de su iris antes‖de‖que‖‖apareciera‖en‖la‖pantalla.‖―Ha‖venido‖aquí‖para‖informar‖de‖ un‖ delito. Trajo la tarjeta de memoria para apoyar su causa. La tenía en su mano, preparada‖para‖entregarla‖como‖evidencia.‖―Él‖la‖miró‖fijamente―.‖Corríjame‖ si me equivoco. ―Esto‖es‖una‖pérdida‖de‖su‖tiempo. ―Yo‖ decidiré‖ lo‖ que‖ es‖ una‖ pérdida‖ de‖ mi‖ tiempo‖ y‖ lo‖ qué‖ no‖ lo‖ es.‖ ―Montgomery habló más desapasionadamente que cualquiera que Lilia hubiera conocido alguna vez, que cuando decían algo, tenían en cuenta sus años, entre los científicos de sangre fría, en el Instituto. Se preguntó en qué

Foro Purple Rose

Página

perder su compostura.

31

estaba pensando él, y después, se preguntó lo que haría falta para hacerle


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella no debería querer hacerlo, no algo tan grave. Él era un funcionario del equipo de la República, por lo que probablemente le daría primero una charla. Ella se relajó y cruzó los brazos sobre el pecho, dispuesta a soportar durante unos minutos las advertencias oficiales. Mirando el lado positivo, conseguía una gran ocasión para mirarle. Lilia‖decidió‖ser‖franca.‖―Déjame‖ir,‖Montgomery.‖Probablemente‖el‖NGPD‖ni‖ siquiera recuperará el cuerpo. ―¿Dónde‖est{?‖―Su‖mirada‖danzó‖a‖su‖placa‖de‖radiación‖y‖ella‖sabía‖que‖no‖ tenía sentido mentir. ―En‖la‖vieja‖ciudad. Él se‖enderezó.‖―Gotham‖est{‖dentro‖de‖la‖jurisdicción‖de‖NGPD<‖‖ ―No‖estoy‖segura‖si‖allí‖va‖a‖ser‖recuperado... Él‖frunció‖el‖entrecejo.‖―¿Lo‖movió?‖‖ Lilia‖negó‖con‖la‖cabeza.‖―Debe‖saber‖acerca‖de‖los‖lobos. ―Las‖patrullas‖dicen‖que‖emigraron‖m{s‖all{‖de‖Maine y se mezclaron con los perros salvajes en la ciudad. ―Por‖supuesto.‖Las‖viejas‖ciudades‖est{n‖llenas‖de‖depredadores.‖―Ella‖sonrió,‖ queriendo‖intimidarlo―.‖No‖todos‖ellos‖tienen‖cuatro‖patas. Montgomery la estudió y ella como se retorcía bajo su brillante mirada. Estaba tan tranquilo, tan atento, que medio pensó que él podía leer sus pensamientos. Estos lo sorprenderían, estaba segura. Quizás sólo tenía un poco de debilidad por los esplendidos policías que visitaba la franja de placer. Policía que hacían las rondas. Policías que argumentaban que las bases de datos de la República estaban equivocadas. Policías que llenaban su pseudo-piel muy bien. ―Sabe‖mucho‖sobre‖las‖viejas‖ciudades‖―dijo‖él.

segura de que no tenía sentido hacerlo?

Foro Purple Rose

Página

Montgomery‖deslizó‖el‖chip‖entre‖sus‖dedos.‖―¿Por‖qué‖vino‖aquí,‖si‖estaba‖tan‖

32

Lilia‖extendió‖su‖mano.‖―Dame‖mi‖chip‖y‖olvidemos‖que‖alguna‖vez‖dije‖algo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Estaba‖asustada.‖―Lilia‖intentó‖parecer‖seria‖y‖estaba‖segura‖de‖que‖falló―.‖ Nunca‖he‖visto‖a‖un‖muerto‖antes.‖―Eso‖no‖era‖del‖todo‖cierto,‖pero‖él‖no‖podía‖ saberlo. ―Pensé‖que‖era‖sólo‖un mutante. Lilia se enderezó, enojada por su insinuación. Antes de hablar, vio el brillo en sus ojos y supo que la estaba provocando. A propósito. Montgomery sonrió muy levemente, y el corazón de Lilia dio un vuelco ante la forma en que sus rasgos se suavizaron. Parecía más joven, incluso con una media sonrisa, e incluso más delicioso. Ella realmente necesitaba acercarse a la franja de placer y comprar un poco de alivio orgásmico. Montgomery deslizó la tarjeta de memoria en el puerto de su escritorio y Lilia contuvo el aliento mientras las imágenes se derramaban a través del papel secante digital. Tuvo que apartar la mirada. Eran horribles. Montgomery lanzó un pequeño silbido, revelando que él mismo estaba un poco sorprendido.‖―¿Conoces‖a‖este mutante? ―No. Alzó sus ojos, pidiendo más. Para su vergüenza, Lilia le dio un poco más de información. Culpó a la gran cantidad‖ de‖ sangre‖ y‖ tripas‖ por‖ derribar‖ su‖ juego.‖ ―Se‖ suponía‖ que‖ debía‖ reunirme con él allí. Montgomery‖ la‖ fulminó‖ con‖ la‖ mirada.‖ ―¿A‖ quién‖ se‖ le‖ ocurrió‖ esa‖ estúpida‖ idea? Lilia no dijo nada, era mejor no condenarse más a sí misma. No cabía duda de que tenía la completa atención de Montgomery. De sus ojos, que eran de un matiz verdoso exquisito. Tenía las pestañas oscuras que habrían sido la envidia de cualquier mujer, y qué hacían que el color de sus

―En‖realidad‖no‖es‖de‖su‖incumbencia.‖‖

Foro Purple Rose

Página

―¿Por‖qué‖Gotham?‖―preguntó‖cuando‖ella‖no‖contestó.‖‖

33

ojos pareciera más intenso.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Creo‖que‖lo‖es.‖―Él‖miró‖hacia‖otro‖lado‖para‖recobrar‖la‖compostura‖y‖ella‖se‖ sorprendió de que pudiera estar tan enfadado con ella por algo que no le tendría que molestar en absoluto. Luego habló y reveló la verdadera razón de su‖ molestia―.‖ Es‖ ilegal‖ entrar‖ en‖ las‖ ciudades‖ viejas‖ sin‖ una‖ previa‖ autorización, Señora Desjardins... ―Señorita‖Desjardins,‖―le‖corrigió‖autom{ticamente. Su mirada se detuvo en el anillo de platino, que llevaba en su mano izquierda. ―Y‖ a‖ menos‖ que‖ pueda‖ demostrarme‖ que‖ tenía‖ tal‖ autorización,‖ puedo‖ arrestarla.‖―Su‖expresión‖era‖decidida―.‖O‖usted‖puede‖contestar‖mi‖pregunta,‖ Señorita Desjardins. Usted decide. El ser un darwinista nuclear tenía sus ventajas: una era que Lilia podría ir casi a cualquier lugar y decir que era para investigar. Nadie diría que podría ser sancionada por una investigación para la Sociedad o para la República, sobre todo porque no había forma de probar lo que hubiera estado investigando en cualquier punto de ese momento. Las ciudades antiguas eran un refugio natural para dichas actividades. ―Soy‖una‖cazadora‖de‖mutantes,‖una‖Darwinista‖Nuclear‖―le‖dijo,‖rezumando‖ confianza―.‖E mutante tenía un tercer ojo, así que quería hablar con él para mi proyecto actual de investigación. Montgomery la miró de arriba abajo. Lilia era la mejor mentirosa de la Frontera, pero ella tenía la sensación de que él no la había creído. ¿Por qué no? Su excusa siempre había funcionado en el pasado. El escrutinio de Montgomery la hacía sentirse muy consciente de la ajustada pseudo-piel de Gid, y le provocaba un ataque raro de modestia. Su mirada se detuvo en sus botas, después en sus pechos (qué era espléndidos y naturales), entonces se relajó, antes de que su mirada se cruzara con ella de nuevo. Lilia no podría negar que le gustaba cómo se veía Montgomery y como la miraba él. Era sólo biológico, nada más de eso. No era ilegal para una mujer ser heterosexual. Por lo menos no en este estado de la unión. Si ella hubiera esperado un cumplido después de ese escrutinio, se hubiera

Foro Purple Rose

Página

―¿Trabaja‖para‖la‖Sociedad?‖―le‖preguntó.

34

sentido decepcionada.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No,‖ ―dijo‖ Lilia,‖ escondiendo‖ sus‖ sentimientos‖ con‖ decisión,‖ como‖ de‖ costumbre―.‖Trabajo‖para‖el‖circo. Como era de esperar, el buen tono de su entrevista cambió para peor con esa confesión. Lilia sabía que no debería haberle decepcionado que Montgomery fuera tan predecible.

Del Registro de La República, 14 de abril del 2026: La República anuncia un Nuevo Código de Decencia

Nuevo D.C. -Esta mañana, en respuesta a la reciente ola de crímenes violentos contra las mujeres, el Presidente anunció un código nuevo de buenas costumbres, que se pondrán en práctica en toda la República. ―Est{‖ claro‖ que‖ la‖ ropa‖ de‖ las‖ mujeres‖ en‖ los‖ espacios‖ públicos‖ es‖ un‖ factor‖ importante‖en‖el‖aumento‖de‖la‖delincuencia‖personal‖contra‖las‖mujeres‖―dijo‖ en‖ una‖ conferencia‖ de‖ prensa―.‖ La‖ ropa‖ provocativa‖ est{‖ en‖ la‖ raíz‖ de‖ este‖ problema reciente, y ha llegado el momento de hacer cambios para detener esta tendencia. Es nuestra responsabilidad, hacer que las calles de la República sean seguras para todos los ciudadanos de ambos sexos. La eliminación de la vestimenta indecorosa en los espacios públicos protegerá a las mujeres en todas partes. La Ley Suntuaria y El Código de Decencia (enlace activo para el texto completo del Código) requiere a todas las mujeres a cubrirse en público en el nombre de la modestia. Ninguna piel que no sea la de la cara puede exponerse casualmente a la vista -aunque el Código recomienda llevar velos, sigue siendo opcional este punto de momento- y la vestimenta tradicional, incluyendo las faldas largas, guantes y sombreros, está prohibida. El Código se aplica a todos los ciudadanos hembras, y se consideran como tal aquellas hembras que sean mayores de Doce años de edad. Del mismo modo, las mujeres no deben ser vistas en público,

mujeres embarazadas de Ciudad Gotham en el último año.

Foro Purple Rose

Página

conocido como —El violador del Tercer Trimestre— que ha aterrorizado a las

35

mientras esté visiblemente embarazada, una incitación evidente para el criminal


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

El Código S&D, como se le suele llamar, explícitamente se refiere al atuendo en público, incluidas las oficinas, y no se aplica a lo que se utilice en residencias privadas: a puerta cerrada, las mujeres son libres de usar lo que quieran. El Presidente también anunció un presupuesto para un nuevo cuerpo de policía, que será creado exclusivamente para hacer cumplir el nuevo Código, que se aplicará a partir del día 1 de mayo en toda la República. Las conclusiones del Presidente, aunque compartidas por el Congreso y el Senado, los cuales rápidamente aprobaron el proyecto de ley, no fueron recibidas con entusiasmo por otros. Sharon Woodsworth, de La Fuerza Nacional para Mujeres (NFW) criticó la legislación como, un paso gigante de vuelta al pasado. El Presidente está culpando a las mujeres en todas partes, por el hecho de que los hombres no puedan controlarse a sí mismos o a sus deseos. No es una nueva estrategia, pero la historia ya ha demostrado que este tipo de misoginia, una y otra vez, ha sido ineficaz. Lo que realmente necesitamos es una sentencia más ejemplar para los delincuentes sexuales—. La NFW planea levar piquetes, delante de La Casa Blanca y el Congreso, en protesta contra el proyecto de ley, así como de llevar a cabo una campaña de recaudación de fondos para montar una oposición legal al proyecto de ley. La Unión de Libertades Civiles Republicana (RCLU) comparó la legislación con las restricciones hacia las mujeres, propuestas por los fundamentalistas religiosos de todo el mundo. El RCLU, sin embargo, no tenía planes, por el momento, de impugnar jurídicamente el proyecto de ley. La República Unida de Trabajadoras (URW), que recientemente ha negociado un nuevo contrato en nombre de las trabajadoras sexuales de la República, también condenó la legislación, afirmando en un comunicado de prensa que la medida hará la vida de las trabajadoras del sexo más peligrosa. La razón fundamental para el URW es que, el uso de la ropa provocativa es necesario para la auto-promoción de las profesionales del sexo, en un mercado competitivo, pero que este proyecto de ley provocará que los trabajadores del sexo, que muestran iniciativa empresarial, llamen la atención de aquéllos con tendencias violentas hacia las mujeres. El Presidente desestimó esta crítica,

respetable.

Foro Purple Rose

Página

obligación, de arrepentirse de sus pecados y buscar un empleo alternativo y

36

insistiendo en que todas las trabajadoras sexuales tienen la oportunidad, si no la


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

III Traducido por belentxu Corregido por Anelisse

V

isto en retrospectiva, había sido un error haberla traído a su despacho. Lilia llenaba el lugar con su vitalidad y rebeldía. No se movía o

hablaba como ninguna otra mujer que él hubiera conocido nunca y le tenía fascinado. Lo distraía de un modo muy terrenal. Todo lo que Montgomery quería era evaluar lo que la había traído allí a salvo de la mirada de Thompson, para determinar si ella estaba o no al tanto de lo que fuera que Fitzgerald supiese. Pero ante tal grado de proximidad, sus pensamientos se volvían inadecuados. Podía oler la esencia de su piel y se sentía intrigado por la curva de sus labios. Lejos del espacio público, sólo podía pensar en hacer cosas privadas. No ayudaba a mantener la compostura profesional el que Lilia fuera la tentación personificada en su cómoda pseudo-piel. Montgomery estaba sintiendo definitivamente, las limitaciones de su ajustada bragueta. Lilia lo miró después de la declaración, con la mano en la cadera y desafío en sus ojos brillantes. Había contado con que él no aprobaría su trabajo y podía trabajar con eso. Un poco de desacuerdo entre ellos se preveía por la República. ―¿Acaso‖no‖te‖interesa‖fomentar‖la‖labor‖de‖investigación?‖―preguntó‖él. Ella se encogió de‖ hombros:‖ ―Los‖ buenos‖ no‖ pagan‖ lo‖ suficiente.‖ Me‖ gusta‖ disponer de los mejores juguetes cuando trabajo y las tropas de la Sociedad no tienen‖ fondos‖ insuficientes.‖ ―Hizo‖ una‖ pausa‖ durante‖ un‖ segundo―.‖ Algo‖ parecido a lo que pasa con las tropas de la República. Montgomery miró deliberadamente el láser de Lilia, un diseño nuevo con precisión impresionante, de potencia y tamaño compacto. La tecnología de su

sino lo rápido que te muevas.

Foro Purple Rose

Página

―No‖es‖lo‖que‖llevas‖lo‖que‖marca‖la diferencia Lilia,‖―le‖dijo‖él‖en‖voz‖baja―,‖

37

propio láser se habría quedado anticuada hacía unos veinte años.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella se molestó al escucharle emplear su nombre de pila y sus ojos se abrieron muy levemente. Montgomery lo interpretó como una tentadora concesión, incluso como si se trataba simplemente de mutuo deseo, hasta que ella levantó la barbilla. ―Siga‖así‖y‖crea‖lo‖que‖quieras,‖Montgomery. Más es mejor en mi esquema del mundo. Y soy Sra. Desjardins. Montgomery cambió de tema. Tocó una de las imágenes que aparecían en sus fotocopias, indicando con el dedo la malformación en la frente de la mutante; ―¿Es‖eso‖lo‖que‖llamas‖un‖tercer‖ojo? ―Ya‖sabes‖lo‖que‖es. ―En‖realidad,‖no. Ella suspiró y se desplomó sobre la silla frente al escritorio cruzando las piernas. La musculatura de sus pantorrillas era la necesaria para resultar lo suficientemente sexy. Su pecho parecía más redondeado y desde ese ángulo, tenía un aspecto exquisitamente femenino. Sin embargo, más allá de sus atributos físicos, lo que a él le gustaba era la chispa de su ingenio. Parecía más viva que el resto de los mortales que hubiera conocido, como si un fuego interior la iluminara. Ella no estaba haciendo tiempo en la tierra, pero estaba saboreando cada minuto de él. Ella‖ se‖ encogió‖ de‖ hombros:‖ ―No‖ es‖tan‖ raro‖ en‖ una‖ mutación,‖ pero‖ tampoco‖ muy común. ―¿Qué‖quieres‖decir? ―Que‖ la‖ gente‖ normal‖ no‖ habr{‖ visto‖ ni‖ siquiera‖ uno;‖ que‖ la‖ mayoría‖ de‖ los‖ Darwinistas Nucleares habrán visto al menos uno y que yo he visto varias Docenas. Él amplió la imagen con un toque de dedo: ―Parece‖una‖verruga. ―Es‖un‖nódulo‖dérmico.‖Est{‖asociado‖a‖lo‖místico. ―¿Cómo‖qué?

explicación.

Foro Purple Rose

Página

Montgomery alzó la mirada. Parecía tan pragmática, que le sorprendió su

38

―A‖ menudo‖ se‖ le‖ atribuye‖ la‖ visión‖ de‖ aquello‖ m{s‖ all{‖ de‖ lo‖ físico.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿Tú‖también‖lo‖crees? Lilia sonrió despreocupada. ―¿A‖quién‖le‖importa? A él, pero no podía decírselo. Muy consciente de que todo lo que había dicho y hecho estaba siendo observado, Montgomery dejó caer un tono desaprobatorio: ―¿Así‖ que‖ planeabas ofrecer trabajo a este mutante como fenómeno de feria? Lilia se sintió claramente ofendida, la delató el destello de sus ojos, pero replicó con‖calma:‖―No.‖Sencillamente‖habíamos‖quedado‖para‖hablar. ―¿En‖la‖vieja‖ciudad?‖Es algo arriesgado para una vaga promesa. La expresión de Lilia dejó claro que no había sido una vaga promesa. ―Yo‖no‖me‖dejo‖nada‖por‖investigar, ―fue‖todo‖lo‖que‖dijo. ¿Qué le había prometido a la mutante? ―¿Qué‖te‖trae‖a‖Nueva‖Gotham?‖–preguntó él. Tocó su expediente y desplegó una lista. Sintió cómo Lilia intentaba leerlo. Había una mención de su llegada en el tren que venía de la Frontera temprano ese mismo día y había un hipervínculo en su nombre que llevaba al necrológica de Gideon Fitzgerald. ―He‖venido a la ciudad para la conferencia anual de Darwinistas Nucleares. Aquello parecía razonable, salvo por que su ficha mostraba que no había salido de la Frontera desde su graduación en el instituto de Estudios Radiactivos hacía nueve años. Montgomery hubiera apostado todo su dinero a que el viaje de Lilia estaba relacionado con la muerte de Fitzgerald. Ella sabía algo. ―Vives‖en‖la‖Frontera‖―dijo‖él. La expresión de Lilia se endureció. ―Nací‖y‖me‖crié‖allí. Eso explicaba su actitud rebelde.

Foro Purple Rose

Página

de datos, buscando un primer plano de cada una de ellas por turnos,

39

Montgomery se estancó. Hojeó las imágenes de la mutante muerta en su lector


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

barajándolas como si fueran cartas. Debía de tratarse de un asesino despiadado para hacerle eso a otro ser humano. Pero claro, una Darwinista Nuclear no consideraría humano a una mutante, ¿no? Después de todo, los Darwinistas Nucleares eran científicos que usaban a los mutante para sus investigaciones; y los cazadores de mutantes como Lilia se dedicaban a capturar mutantes. ―¿Qué‖ hay‖ en‖ estas?‖ ―preguntó‖ Montgomery‖ a‖ la‖ mitad‖ de‖ una‖ Docena de imágenes dispersas a través de las fotocopias. Eran últimas por cargarse en el lector de datos. Las imágenes se veían borrosas, pero parecía que mostraran cajas de embalaje industrial. Almacenes, y puertos y camiones cargándose. Eran fotografías tomadas de una PDA: podía ver el contorno de la mano de alguien alrededor del perímetro de cada toma. Lilia se inclinó hacía él para mirar. ―Orv‖la‖ Naranja,‖―murmuró‖ y‖sacudió‖la‖ mano. ―¿Cómo‖dices? ―Es‖ el‖ nombre‖ del‖ personaje‖ de‖ dibujos‖ animados‖ que‖ representa‖ a‖ la‖ marca Sunshine Heals, ―Lilia‖tocó‖el‖logo‖en‖una‖de‖las‖cajas‖y‖Montgomery‖vio‖ que‖tenían‖un‖número―:‖Imagino‖que‖todo‖el‖mundo‖necesita‖un‖pasatiempo. ―¿Se‖trata‖de‖tu‖pasatiempo‖o‖del mutante? Lilia tenía el aspecto de que le hubiera gustado mentir. Estaba claro de dónde habría extraído aquellas fotos por la fecha y la hora en la que se habían hecho y quizá su sinceridad se debiese a ello: ―Obviamente,‖la‖suya. Decidió provocarla. ―¿Le‖ quitaste‖ la‖ fotos‖ de‖ la PDA? ¿No podías compartir datos con un mutante? ―Con‖un‖cad{ver,‖m{s‖bien,‖―ella‖no‖pudo‖evitar‖estremecerse. Montgomery la miró, intrigado por su aprensión. ¿Era un hecho? ―¿Quitas‖las‖ fotos de la PDA a los cadáveres a menudo? Le‖ fulminó‖ con‖ la‖ mirada.‖ ―No.‖ Tampoco‖ coincide‖ con‖ ninguno‖ de‖ mis‖

Foro Purple Rose

Página

40

pasatiempos.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Él volvió sobre las imágenes del mutante muerto y notó cómo ella tenía que apartar la vista. Había palidecido como si estuviera físicamente enferma. No era tan dura como quería hacerle creer. ¿Podría haber sido ella quien había matado al mutante? No le daba esa impresión. ―Entonces<‖¿por‖qué‖tomaste‖las‖fotos? ―Pensé‖que‖podría‖ser‖de‖ayuda‖a‖la‖hora‖de‖identificar‖al‖asesino,‖―dijo‖Lilia‖ con‖tono‖desafiante―.‖Después‖de todo, probablemente en estos momentos, sea el festín de un lobo. A quien le preocupe cómo o por qué murió el mutante, necesitará toda la ayuda que pueda obtener. Si es que hay alguien a quien le importe, por supuesto. Quizás asustarla fuese la mejor forma de persuadirla de que guardara silencio. ―¿Sabes‖cu{nto‖tiempo‖se‖mantiene‖vivo‖una PDA tras la muerte de su dueño? Lilia parpadeó. ―¿Cinco‖o‖diez‖minutos?‖―Saltaba‖a‖la‖vista‖que‖se‖trataba‖de‖ una suposición. Montgomery le dedicó una mirada afilada. ―Dos‖minutos.‖Como‖m{ximo. Lilia estaba visiblemente asustada. Montgomery deslizó una mano sobre el despliegue de fotografías y continuó su diligente lectura. ―Todavía‖ estabas‖ segura‖ de‖ que‖ seguiría‖ viva‖ lo‖ suficiente‖ como para que sacases estas fotos. ¿Cuántas tenemos? ¿Cinco? ¿Seis? ¿Cuánto tiempo tomaría adquirirlas? ¿Un minuto? ¿Dos? A quien quiera que le preocupe cómo o por qué murió ese mutante, le interesaría mucho calcularlo. ―¡No!‖―Lilia‖juntó‖sus‖pies,‖furiosa―.‖No‖fue‖así‖cómo‖ocurrió< Montgomery dejó‖ que‖ su‖ voz‖ se‖ endureciera:‖ ―Tu‖ aparición‖ en‖ la‖ escena‖ del‖ crimen fue virtualmente simultánea a la muerte del mutante. No hay otros testigos y aparentemente, no había nadie más presente. La localización del sitio donde habíais quedado lo favorecía y aún me tienes que decir quién escogió el lugar.

Foro Purple Rose

Página

―Eso‖es‖lo‖que‖cuentas‖tú.

41

―Fue‖él,‖―admitió‖ella‖con‖escasa‖fuerza―.‖Él‖me‖dio‖las‖instrucciones.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Sí. ―¿Cu{ndo‖te‖dio‖instrucciones?‖¿Por‖qué? Ella selló sus labios y lo miró airada. Montgomery podía ver lo que ella pensaba con furia y creyó que era cuestión de tiempo. Se inclinó hacia ella y sus dedos tamborilearon sobre el escritorio. ―Si‖esto‖tiene‖algo‖que‖ver‖con‖una‖investigación‖de‖aficionado‖de‖la‖muerte‖de‖ Gideon Fitzgerald, deberías ser consciente de que la suya fue oficialmente declarada un accidente. ―Lo‖sé,‖―dijo‖ella‖con‖hostilidad―.‖Conservo‖el‖memor{ndum. ―Considérate‖ afortunada‖ de‖ que‖ la‖ muerte‖ de‖ un‖ mutante‖ no‖ se‖ considere‖ homicidio bajo la ley de la República. Montgomery se percató de su miedo, pero la volvió a amenazar: ―Aunque‖ sí‖ queda el asunto de los daños y perjuicios a la propiedad del estado. ―No‖ lo‖ sería.‖ No‖ lo‖ hice.‖ Por‖ eso‖ trabajo‖ para‖ el‖ circo<‖ ―comenzó‖ a‖ decir‖ hasta que cayó en un silencioso mutismo. ―No‖entiendo. Ella apretó los dientes. ―Los‖individuos‖empleados‖por‖el‖Circo‖no‖pueden‖ser‖ capturados por la Sociedad o la República, según el decreto 3002/45 de la ley de la República. No se les puede declarar mutantes. Respiró agitadamente y habló con voz tan baja, que Montgomery casi dejó de escuchar las palabras. ―Ellos‖est{n‖a‖salvo‖allí‖siempre‖ y‖cuando‖estén‖en‖ nómina‖y‖paguen‖sus‖que‖ impuestos.‖―Sus‖rasgos‖se‖suavizaron‖ligeramente―.‖Y‖pasan‖a‖tener‖nombres‖ en vez de números. No todos los días un Darwinista Nuclear defendía los derechos de los mutantes, quienes por definición legal, no eran humanos según los términos acordes a la definición de la ley. Montgomery estaba tanto sorprendido como intrigado por la pasión con la que hablaba Lilia sobre el tema. No pegaba con su elección de

cualquier otra zona segura?

Foro Purple Rose

Página

―¿Por‖qué‖quedaste‖con‖el‖mutante‖en‖la‖ciudad‖vieja?‖―preguntó‖él―.‖¿O‖en‖

42

carrera profesional.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Ya‖te‖he‖dicho‖que‖fue‖él‖quien‖escogió‖el‖ lugar.‖No‖sé‖qué‖es‖ lo‖que‖quería‖ contarme.‖ ―Ella‖ ojeó‖ r{pidamente‖ las‖ im{genes‖ en‖ el‖ escritorio‖ electrónico―. Pero alguien se aseguró de que no pudiera decir nada. Montgomery se dio cuenta de que el asesino del mutante debía de haber estado cerca cuando Lilia llegó; lo suficientemente cerca como para haber podido matarla en el Casco Antiguo. Como a Fitzgerald. ―En‖ el‖ futuro,‖ podrías‖ planear‖ tu‖ coartada‖ con‖ m{s‖ cuidado,‖ señorita‖ Desjardins.‖ ―Montgomery‖ tocó‖ su‖ escritorio‖ electrónico‖ para‖ enviar‖ las‖ im{genes‖ de‖ Lilia‖ a‖ la‖ base‖ de‖ datos‖ con‖ aparente‖ impaciencia―.‖ Podría‖ acusarla de entrada no autorizada en propiedad privada, ya que es lo que usted misma ha admitido al declarar que había ido a El Casco Antiguo sin permiso. Aquello logró que ella volviera a alzar la barbilla de nuevo. ―¿Por‖ qué‖ molestarse? Usted nunca conseguiría que se llevara a cabo la sentencia. Los Darwinistas Nucleares nos adentramos en las ciudades viejas continuamente. Las mutantes que han sufrido las radiaciones más brutales están allí, después de todo. Ahí estaba otra vez ese tono protector que ponía ella al hablar de los mutantes. ―Creía‖que‖esas‖mutantes‖estaban‖en‖la‖periferia‖de‖la‖franja‖del‖placer,‖―dijo‖ él con suavidad, esperando así sonsacarle más información. ―No‖ quienes‖ padecen‖ malas‖ mutaciones.‖ Est{n‖ escondidos,‖ ―inhaló‖ con‖ desaprobación―.‖ Sólo aquellos con mutaciones genitales pueden ganarse la vida en la franja del placer, vendiéndose a las personas normales que los encuentran emocionantes. ―¿Y‖tú? Ella se encontró con su mirada cuando la suya propia era dura. ―Esa‖ es‖ una‖ pregunta muy personal. Esa. Quizás debería preguntarle acerca de sus aficiones ya que al parecer, pasar tanto tiempo en la franja de placer. Sus miradas se cruzaron y se mantuvieron durante un momento de tensión.

suya?

Foro Purple Rose

Página

suele tener muchas razones para hacerse Darwinistas Nucleares. ¿Cuál es la

43

Montgomery miró el escritorio electrónico con el ceño fruncido. ―La‖ gente‖


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Para‖su‖sorpresa,‖Lilia‖sonrió.‖―Por, el vil metal6. Era una mentira y él lo sabía, aunque no podía alcanzar a adivinar la verdad. ―¿Eso‖es‖todo? ―Eso‖ es‖ todo,‖ ―Lilia‖ miró‖ deliberadamente‖ alrededor del cubículo, que era pequeño‖ y‖ de‖ mobiliario‖ barato,‖ hasta‖ encontrar‖ su‖ mirada‖ certera―.‖ ¿Es‖ que‖ no le parece suficiente? ―Entonces<‖¿habría‖vendido‖a‖este‖mutante‖a‖la‖Circo‖si‖hubiera‖estado‖vivo?‖ No has justificado De nuevo pudo vislumbrar cómo Lilia se irritaba poco antes de lograr calmarse. Había un principio moral guiando sus acciones, él hubiera apostado todo lo que tenía a ello, pero no esperaba que ella le hiciera aquella confidencia. ―Mis‖ motivos no son tan importantes por ahora. Montgomery apoyó su torso sobre el escritorio: ―Yo‖ creo‖ que‖ sí.‖ ¿Tenía‖ intención de devolver la propiedad a la República? Él tenía un tatuaje de la República y es evidente que se trataba de un fugitivo. ―No‖existe‖recompensa,‖¿no? ―¿Solo‖te‖mueves‖por‖la‖recompensa? ―Pues‖la‖mayoría‖de‖las‖veces,‖sí.‖―Lilia‖hizo‖como‖que‖se‖lo‖pensaba‖y‖asintió‖ de‖nuevo―.‖Me‖gusta‖darme‖algún‖lujo,‖después‖de‖todo. ―Así‖ que‖ cazas‖ mutantes‖ por‖ eso,‖ ―él‖ adoptó‖ una‖ expresión‖ casi‖ despectiva‖ porque sabía que aquella no era su auténtica motivación. Era una idealista, se lo decían las tripas y a él le interesaba muchísimo saber qué causa se había ganado la lealtad de Lilia. Ella se balanceó sobre sus pies y recuperó su chip del puerto USB con un gesto lo suficientemente rápido como para que Montgomery no intentara detenerla. ―Quiz{s‖sí‖depende‖de‖lo‖r{pido‖que‖seas, ―reflexionó‖ella. Montgomery dejó que se lo quedara. No tenía por qué guardarlo puesto que las

Foro Purple Rose

Página

Vil metal: La expresión "vil metal" se refiere a ganar dinero de forma o con métodos no muy legales, engañando y/o especulando deshonestamente. 6

44

imágenes ya se habían quedado en el escritorio de su ordenador. Ella hizo el


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

amago de irse y él aguardó para hablar hasta que ella tuviera la mano sobre la puerta. ―Curioso,‖ pero‖ jam{s‖ había‖ conocido‖ a‖ nadie‖ que‖ hiciera‖ algo‖ desagradable‖ puramente por la retribución lucrativa. Cuando ella lo miró por encima del hombro, su expresión se había vuelto descarada. ―Quiz{s‖debería‖salir‖m{s,‖Montgomery. ―Tienes‖que‖haberte‖hecho‖Darwinista‖Nuclear‖por‖otra‖razón.‖Hay‖muy‖pocos‖ que defiendan los derechos de los mutante. ―Y‖ quiz{s‖ deberían‖ hacerlo,‖ ―se‖ giró‖ sobre‖ sus‖ talones‖ con‖ un‖ destello‖ en la mirada―.‖ Soy‖ la‖ mejor‖ cazadora‖ de‖ mutantes‖ que‖ hay‖ y‖ doy‖ lo‖ mejor‖ de‖ mí‖ para‖ser‖la‖primera‖en‖atrapar‖mutantes.‖―Había‖orgullo‖en‖su‖voz. ―¿La‖primera? ―Antes‖de‖que‖sean‖enviados‖a‖las‖minas,‖como‖esclavos‖y‖a‖los‖laboratorios‖de‖ investigación,‖ ―su‖ disgusto‖ era‖ palpable‖ y‖ entonces‖ prosiguió‖ con‖ orgullo―.‖ Los dos primeros ángeles―mutantes en ser descubiertos y capturados fueron cosa mía. Quizás hayas visto el vídeo. Un‖sudor‖frío‖recorrió‖la‖médula‖espinal‖de‖Montgomery.‖―Lo‖he‖leído.‖Fue‖a‖ principios de este año. ―Un‖golpe‖maestro.‖―Se‖Lilia‖clavó‖el‖pulgar‖en‖su‖pecho―.‖Mi‖golpe‖maestro‖ y recibí una bonificación por ello. Ella le dio una palmadita a su arma con orgullo. ―La‖ Sociedad‖ me‖ hubiera‖ pagado‖ únicamente‖ el‖ salario‖ mínimo‖ sin‖ siquiera‖ darme las gracias. No hay nada malo en ser recompensado de acuerdo a tus habilidades. Así se hacen las cosas en la República. ―¿Ah‖sí? ―Se‖ olvidaron‖ de‖ contarles‖ a‖ ustedes‖ las‖ alegrías‖ del‖ capitalismo‖ cuando‖ les‖ reclutaron. ―Yo‖me‖ofrecí‖voluntario.

Foro Purple Rose

Página

45

―Bueno, pues entonces cuenta usted con mi simpatía.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Eso le hizo sonreír, una visión desconcertante para ella que duró un instante. ―Gracias‖ por‖ compartirlo‖ conmigo,‖ ―dijo‖ él‖ con‖ suavidad―.‖ Saber‖ a‖ quién‖ llamar es algo que un policía ha de saber. Lilia le miró de‖arriba‖a‖abajo.‖―Usted‖no‖puede‖permitirse‖mis‖servicios. Montgomery‖no‖pudo‖resistirse.‖―Hay‖otras‖formas‖de‖retribución,‖adem{s‖de‖ la económica. Para su sorpresa, ella se puso colorada. Quizás Lilia no era una viuda llorosa a pesar de todo. Sus miradas se cruzaron y el aire en la oficina parecía chisporrotear. ―Pero‖ el‖ dinero‖ las‖ compra‖ todas,‖ ―concluyó‖ ella.‖ Se‖ giró‖ sobre‖ sus‖ talones,‖ pero Montgomery la detuvo en el umbral con cuatro palabras en voz baja. ―Vigila‖tu‖trasero,‖Lil. Ella miró hacia atrás, esperando atraparlo a él mismo comprobando lo que había dicho. En vez de eso, se encontró con la mirada desafiante de Montgomery. ―O‖ te‖ han hecho saber para qué dejes de investigar o eres la persona con más probabilidades de haberlo matado. Ella se sintió visiblemente insultada. ―Nunca‖violentaría‖a‖otra‖forma‖de‖vida. ―¿Ni‖siquiera‖por‖una‖buena‖recompensa? Lilia desvió la mirada. ―Podría‖confiscar‖todas‖tus‖armas‖aquí‖ y‖ahora,‖así‖como‖acusarte‖de‖entrada‖ no autorizada en una propiedad privada, pero por el momento, me limitaré a guardar‖las‖copias‖de‖tus‖im{genes.‖Un‖pequeño‖consejo,‖Lil< ―Mi‖ nombre‖ es‖ Sra.‖ Desjardins‖ y‖ creo‖ que‖ ya‖ ha‖ repartido‖ abundantes‖ consejos< ―Un‖pequeño‖consejo,‖Lil‖―repitió‖Montgomery‖endureciendo‖su‖voz―.‖Sigue‖ las reglas mientras que estés en la ciudad. Aquí hacemos las cosas un poco diferentes que en la Frontera.

Foro Purple Rose

Página

46

Ella‖colocó‖las‖manos‖en‖las‖caderas.‖―¿Y‖si‖no,‖qué?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Si‖no,‖te‖encontrar{s‖en‖el‖bando‖equivocado‖de‖la‖República.‖Y‖si‖te‖digo,‖que‖ no es un buen lugar. ―¿De‖ verdad?‖ ¿Y‖ qué‖ podrías‖ saber‖ tú‖ sobre‖ eso?‖ ―Lilia‖ cruzó‖ la‖ oficina‖ y‖ apoyó sus puños sobre el escritorio, reaccionando a su advertencia de un modo que‖la‖mayoría‖de‖las‖mujeres‖nunca‖harían.‖Tenía‖a‖Montgomery‖fascinado―.‖ ¿Es que es esa tu especialidad? ¿Hacer miserable la vida de aquellos que no le siguen la corriente a la República? ¿Estás amenazando a una ciudadana, Montgomery? ¿Cómo‖ podía‖ ser‖ tan‖ temeraria?‖ ¿Cómo‖ podía‖ ser‖ tan‖ poco‖ inconsciente<‖ o‖ despreocuparse<‖ de‖ que‖ los‖ ojos‖ de‖ la‖ República estaban por todas partes? Quería protegerla de sí misma más de lo que nunca había querido proteger a nadie. No has justificado Sabía‖que‖su‖propia‖expresión‖era‖fría.‖―Por‖supuesto‖que‖no.‖Yo‖sólo‖cumplo‖ con mi parte, proteger y servir. Ella‖lo‖miró‖largamente‖y‖la‖tensión‖entre‖ellos‖cambió‖otra‖vez<‖de‖la‖ira‖a‖otro‖ matiz de pasión. Ella se giró sobre sí misma y se marchó de vuelta a la recepción, negándose a que la escoltara, sacudiendo la mano de forma desdeñosa. Montgomery no creía que Lilia fuera tan estúpida como ella quería que otros creyeran, ni que su presencia en Nuevo Gotham era una coincidencia. Otra cosa no, pero como Darwinista Nuclear, ella conocía los riesgos de entrar en la ciudad vieja. Fuera lo que fuera lo que lo que le había ofrecido el mutante para que valiera la pena hacer un viaje a las zonas peligrosas de Gotham, Montgomery quería saberlo y lo averiguaría. Lo último que Lilia necesitaba era un recordatorio de que no estaba en su territorio habitual, pero se lo había llevado de todas maneras. El servicio de cortesía de la tienda de alquiler de motos la dejó, con descortesía, en la esquina opuesta a su hotel. Lilia podría decir poco a la hora de hablar sobre las tasas de servicio, dada la ausencia del mismo, pero no tenía importancia. La decisión más prudente hubiera sido descender a las zonas

Foro Purple Rose

Página

las ciudades de la República, pero Lilia se resistía a hacer frente a la oscuridad.

47

inferiores, donde la red de servicio subterránea recorría bajo las calles de todas


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

No había más de cincuenta metros hasta la entrada del hotel y la calle estaba tranquila. Estaría en la cama en un cuarto de hora. Que sería lo que tomaría ir por una ruta alternativa a través de las desconocidas zonas inferiores. Había una niebla plateada en la calle, una que a Lilia no le gustaba demasiado. La combinación de la niebla y los sucesos de la tarde le hicieron tomar el camino más rápido. Era una conducta temeraria, pero era de la clase de cosas que Lilia hacía continuamente. En la Frontera. Una diferencia crucial. Lilia no había dado más que una Doc.ena de pasos cuando ellos la alcanzaron. Seis fornidos soldados salieron de la nada. Vestían uniformes oscuros y pasamontañas. Lilia no reconoció su insignia (tampoco es que ella tuviera mucho tiempo para examinar concienzudamente sus chapas). La atraparon con dureza, probablemente porque disfrutaban haciéndolo así. Ella asumió que pertenecían al ministerio de Suntuosidad y Decencia porque no era ningún chiste eso de que a los de S&D 7 les gustaba ir encubierto. Se precisaba de cierta clase de hombre para saborear el trabajo de imponer el Código de la Decencia. La teoría no verbalizada era que todas las mujeres que violaban el código eran o prostitutas o esclavas o las dos cosas. La pseudo-piel de Lilia no era muy apropiada para esta perspectiva del mundo. Había olvidado lo rigurosamente que podían imponerse las leyes: todo el mundo era flexible con las leyes del S&D en la Frontera. Los hombres encararon a Lilia contra la pared, mientras que uno retorcía su brazo en su espalda. No podía defenderse a sí misma a causa del peso poco familiar del traje de Gid. Otro la agarró de la trenza y tiró de ella hacia atrás para exponer la placa identificadora incrustada en la parte posterior de su cuello. Su casco calló y rodó por el suelo. Un tercero le quitó a Lilia su láser y lo disparó una vez en la calle, y luego silbó a través de los dientes.

7

S&D: Abreviatura de la Ley Suntuaria y Código de decencia

Foro Purple Rose

Página

48

―Buena‖pieza,‖―dijo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia podría haberse quejado por el disparo desperdiciado, pero el primero embistió sus caderas blindadas contra ella. Él la apretó entre la pared y su pelvis, y luego se balanceó a sí mismo en su contra. Habría que revisar esa bragueta del militar, no había nada mortal que pudiera ser tan duro. Sin embargo, Lilia no iba a contarle lo mucho que dolía. Una actitud así sólo podría meterla en más problemas. Incluso cuando era difícil definir en ese momento qué podría ser más problemático exactamente. ―Apuesto‖que‖eso‖es‖lo‖que‖quieres,‖¿verdad‖que‖sí?‖―murmuró‖en‖el‖oído‖de‖ Lilia. Los pervertidos se le unieron con risas, pero ella mantuvo la boca cerrada. La superaban en número y estaba en el lado equivocado de la ley. ¿No la acaban de avisar respecto al precio que tendría que pagar por ello? Montgomery debía de haber ordenado a una versión de su advertencia verbal en tres dimensiones. ―¿Qué‖es‖lo‖que‖est{s‖haciendo‖en‖el‖mundo‖sin‖escolta,‖zorra?‖―preguntó‖el‖ comandante. Pasó su lector sobre el cuello de Lilia con más fuerza de la necesaria. Lilia sabía que le saldría un cardenal. También sabía que a ellos les encantaría regalarle unos cuantos más. ―Sólo‖me‖iba‖a‖casa,‖―dijo‖ella‖sumisa. ―Lilia‖Desjardins‖―leyó‖él―‖¿Qué‖clase‖de‖nombre‖es‖ese? ―El‖que me puso mi madre. ―Pero‖no‖el‖que‖te‖puso‖tu‖padre‖―ellos‖se‖rieron‖por‖debajo,‖seguros‖de‖haber‖ acertado‖al‖referirse‖a‖la‖profesión‖de‖Lilia―‖Quiz{s‖ella‖ no‖sabía‖quién‖era‖tu‖ padre, zorra. ―No‖lo‖sé‖―Lilia‖intentó‖recatar‖el‖tono‖de‖su‖voz‖que‖le‖sonó muy esquivo. ―¿Qué‖haces‖fuera‖tú‖sola?‖Ya‖ha‖sonado‖el‖toque‖de‖queda. ―Estaba‖trabajando‖―se‖dio‖cuenta‖(otra‖vez)‖de‖que‖decir‖que‖había‖ ido‖a‖ El Casco Antiguo no iba a mejorar la situación. Ni confiaba en que se creyeran que

presionaba contra ella. Movió sus caderas y la pelvis de Lilia contra el edificio

Foro Purple Rose

Página

―¿Buscabas‖ encontrar‖ tu‖ propio‖ donante‖ de‖ esperma?‖ ―preguntó‖ el‖ que‖ se‖

49

un lobo se había comido su abrigo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

de‖ladrillo‖dibujando‖un‖círculo―.‖Porque‖yo‖me‖propondría‖como‖voluntario,‖ nena. A los demás les pareció tan divertido que daba la impresión de que ninguno de ellos sería capaz de volver a coger aire en un futuro próximo. ―Soy‖una‖cazadora‖de‖mutantes‖―dijo‖Lilia‖cuando‖acabaron‖las‖carcajadas. ―No‖ tendr{s‖ que‖ buscar‖ muy‖ lejos‖ para‖ encontrar‖ un mutante al que le apetezca‖ probar‖ un‖ trozo‖ de‖ esto‖ ―dijo‖ el‖ que‖ sostenía‖ su‖ brazo‖ y‖ la‖ pellizcó‖ con dureza en la mejilla. Lilia compuso una mueca de dolor, pero no se quejó. ―¡Hey,‖eres‖una‖Darwinista‖Nuclear!‖―El‖líder‖la‖miró‖estrechando‖los‖ojos―.‖ ¿O le has robado a alguien su Documentación? Lilia refrenó su lengua cuando quiso decirle lo difícil que sería no sólo robarle a alguien su identificación, sino incrustarla después en su propio cuello. En el Circo se falsificaban identificaciones continuamente, después de todo, pero era un arte refinado que requería equipo especial e ilegal. ―Es‖mía‖―dijo‖ella―‖míralo‖si‖no‖en‖la‖descripción. Él leyó del despliegue de su lector y entonces, asintió. ―Mira‖el‖cartel‖―sugirió‖Lilia,‖señal{ndose‖por‖detr{s,‖casi‖como‖un‖ciudadano‖ solícito. El hotel tenía un cartel grande que le daba la bienvenida a los Darwinistas Nucleares a su convención anual. ―Ah,‖ ya‖ veo.‖ Entonces<‖ ―él‖ chasqueó‖ los‖ dedos‖ y‖ los‖ dos‖ matones‖ la‖ liberaron―‖¿Habéis‖atrapado‖algo? ―Esta‖noche‖no. ―Tú‖est{s‖muy‖caliente.‖―Le‖indicó‖a‖Lilia‖con‖un‖gesto‖de‖su‖placa‖de‖lectura‖ de radiación mientras que sus compañeros se reían entre dientes. ―Oh,‖ es‖ fin‖ de‖ mes‖ y‖ he‖ estado‖ trabajando‖ horas‖ extra‖ ―dijo‖ Lilia,‖ desestimando la sofisticada lectura. El matiz de su intercambio se había alterado, presumiblemente porque ella era turista y contribuía a la economía local. Imaginaba que estaba a punto de contribuir más.

creds como máximo. Pero a él le habría encantado aumentarla a cuarenta.

Foro Purple Rose

Página

ella lo desafiara, estaba claro, porque la multa debería haber sido de veinte

50

―Treinta‖creds,‖―dictaminó‖él,‖d{ndole‖a‖Lilia‖una‖mirada‖severa.‖Quería‖que‖


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Pese a lo mucho que a Lilia le hubiera gustado discutir el asunto, cedió. Era la opción más inteligente. Incluso tal vez la más prudente. Cuando ella dio su consentimiento, él apuntó el cargo en su identificación de la nuca. Lilia sabía que sus creds estaban siendo retirados de su cuenta bancaria, y transferidos a alguna otra, posiblemente a la del departamento de policía o de la misma metrópolis de Nuevo Gotham. Aunque ella no hubiera apostado por esa última posibilidad. Él‖la‖miró‖con‖el‖ceño‖fruncido.‖―Que‖no‖vuelva‖a‖suceder. Lilia puso en práctica su sonrisa recatada. ―Ni‖soñarlo. ―Chester‖ sí‖ soñaría‖ con‖ ello.‖ ―Uno‖ de‖ ellos‖ se‖ burló‖ de‖ quien‖ la‖ había‖ empujado contra la pared, que fijó sus ojos en Lilia de la forma en que los perros callejeros ponen sus ojos en el almuerzo. Ella extendió la mano para que le devolvieran el láser y se tomaron una pausa en medio de los festejos. Lilia sabía que si no se lo devolvían, no sería capaz de esconder su ira. ―Est{‖en‖su‖identificación,‖―dijo‖su‖líder‖finalmente―.‖Tiene‖licencia‖y‖el‖arma‖ está registrada a su nombre. ―Ella‖podría‖presentar‖ una‖queja‖―hizo‖ notar‖el‖que‖ había‖guardado‖silencio‖ hasta entonces. El simio que tenía el láser de Lilia lo acarició levemente y se lo devolvió en mano. En casa, ella podría haber bajado la calle y fingido estar en cualquier otro lugar, pero Lilia había aprendido su lección: mientras llevara puesto su traje de pseudo―piel, cuanto menos tiempo pasara sobre las calles de Nuevo Gotham, mejor. Ellos ya sabían donde se alojaba de todos modos. Lilia cruzó la calle a zancadas directamente hacia el hotel, consciente de las miradas hambrientas durante todo el camino. Estaba empezado a ver un patrón de comportamiento: mientras que ella estuviera en Nuevo Gotham, se sentiría como una presa. No tenía por qué gustarle. Y no tenía que gustarle el papel de Montgomery en ese breve tutorial. Quizás le perseguiría otra vez, sólo para

Foro Purple Rose

Página

51

regañarle.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Acta de la República Lunes 6 de abril de 2099 - VERSIÓN DESCARGADA 1.3.2

¿Hay ángeles entre nosotros?

El propietario del circo de Nouveu Mont Royal, Joachim Delorezo presentó ayer por primera vez a sus dos más recientes artistas mutantes refiriéndose a ellos como‖‹‹{ngeles››,‖desafiando‖a‖las‖sospechas extendidas. La captura de los dos mutante en el desierto por la darwinista nuclear, Lilia Desjardin, ha sido polémico desde que la noticia se filtró por primera vez. No has justificado Delorenzo insistió ayer en que los mutantes son el resultado de mutaciones espontáneas y no alteraciones quirúrgicas. La pareja, ambos con largas alas luminosas, aparecieron desnudas. Delorenzo exhibió los certificados de rayos X de varias autoridades médicas para apoyar su declaración de autenticidad. Cuando le presionaron, admitió que la probabilidad de que se hubieran dado dos mutaciones semejantes simultáneamente era mínima. ―La verdad es más extraña que la ficción,‖―fue‖la‖conclusión‖de‖Delorenzo. La sociedad de Darwinistas Nucleares se ha abstenido de reconocer los mutantes o confirmar su seguridad dentro del Círculo de la Frontera y ha ordenado en su lugar su traslado inmediato a los laboratorios de la Sociedad para profundizar en su estudio. En un comunicado oficial, Ernestine Sinclair, presidenta de la Sociedad, declaró que:‖ ―el ángel―mutante se trataba de una mutación notablemente compleja, mucho más allá de las evidencias que se han recogido actualmente con respecto a los efectos de la radiación. Le debemos a los ciudadanos, presentes y futuros, de la República, no sólo verificar si estas son mutaciones genuinas, sino aislar cualquier condición responsable de una deformidad semejante. En una entrevista, Ernestine expresaba sus propias dudas sobre la autenticidad de‖la‖pareja:‖―Es lo suficientemente improbable como para ser imposible, ―decía‖ella‖

estadista más importante, Gideon Fitzgerald.

Foro Purple Rose

Página

simult{neamente―:‖más baja que una de entre setenta y seis millones, según nuestro

52

con una sonrisa. Citó la probabilidad de que tal mutación sucediera dos veces


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

En una expresión poco común de desafío frente a la Sociedad, la cazadora de mutantes, Lilia Desjardins, afirmaba que los ángeles―mutante, conocidos en el Circo de la Frontera como Armaros y Baraquiel,‖―se entregarán a los laboratorios de la Sociedad por encima de mi cadáver. Al preguntar a la República, se confirmó que, según la ley de la República, ni la República ni la Sociedad pueden recoger a estos mutantes mientras que ellos permanezcan dentro de los límites del circo y reciban una nómina. Delorenzo y su asesor legal se dieron prisa en suministrar evidencias de declaraciones de pago a los Inspectores de la República que asistieron al espectáculo de ayer. Si otros albergan dudas, los quinientos ciudadanos que acudieron en tropel a ver la primera aparición pública de los ángeles―mutante fueron unánimes al aceptar la naturaleza celestial de los mutantes. Los entusiastas de los ángeles atestaron las calles de Nouveau Mont Royal y las imágenes de los dos ángelesmutantes ya se pueden descargar virtualmente en cualquier quiosco de la ciudad. La carpa principal del circo estaba llena hasta el máximo de su capacidad y ya se había formado una cola para el espectáculo de hoy. Los mismos Armaros y Baraqiel no tenían nada que decir durante su aparición, pero por lo visto, sus sonrisas y su presencia fue suficiente para la multitud que los adoraba. Muchos de los asistentes cayeron de rodillas frente a la pareja. Otros hablaron en susurros o rezaron en voz queda. Delorenzo reconoció que el espectáculo duró tres veces más de lo que él tenía pensado, pero se describió a sí‖ mismo‖ como‖ reacio‖ a‖ obligar‖ a‖ la‖ gente‖ a‖ marcharse‖ r{pidamente.‖ ―Han venido desde lejos: merecen echar un buen vistazo por sus creds,‖―dijo‖él―:‖Este es un evento maravilloso. Ayer las ganancias de la venta de entradas en el circo de la Frontera por el pase de los ángeles―mutante en solitario sobrepasaron los diez mil creds. ―Es un milagro,‖ ―aseguraba‖ Georgina‖ MacKay,‖ quien‖ había‖ viajado‖ desde‖ Nueva Houston para ver a los ángeles―mutante. Aseguraba que estaba satisfecha con su‖autenticidad―:‖No son humanos: hay algo de otro mundo en ellos; han venido de Dios.

la pareja, después de la insistencia de Delorenzo que le recordó que el circo era

Foro Purple Rose

Página

video―evangelista, estaba de acuerdo. No logró grabar un vídeo en directo con

53

Saltaba a la vista que la Reverenda Billie Jo Estevez, la popular


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

un foro secular8 (por Ley de la República). Impertérrita, la reverenda condujo la oración fuera de los límites del circo. El programa en directo, que fue cortado con una captura de vídeo durante el encuentro privado de Estevez con la pareja, y al instante se convirtió en el programa más famoso y descargado de la década. La sociedad de Darwinistas Nucleares, a la vez que se publicaba por primera vez la exhibición de ángeles-mutantes, rellenó una moción para que los

8

Foro secular: Foro no específicamente relacionado con la religión o de un cuerpo religioso.

Foro Purple Rose

Página

54

mutantes fueran inmediatamente trasladados a la Corte del Distrito de Chicago.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

IV Traducido por palolasg12 Corregido por Emii_Gregori

D

espués de su turno, Montgomery entró en la oscuridad, con su capa de piel sintética rozándole. Él se movía como un espectro, en las

tranquilas calles de Nuevo Gotham, una sombra mezclándose entre las mutantes. Él se metió en las zonas más bajas, moviéndose con propósito a través de los primeros niveles. A pesar del toque de queda en la calle, todavía había algo de tráfico a pie. Mutantes atractivas asignadas como asistentes personales para los ricos y poderosos que tomaban descansos a todas horas, sus dueños tienden a ser indulgentes. Otras mutantes domésticas caminando a cólicos con bebés y haciendo mandados tardíos. Montgomery se quitó el botón de la oreja con soltura y lo introdujo en su guante. Compró una descarga diaria en un chip, rehusándose al privilegio de compartir datos con su proveedor, y se dirigió a un bar de bebidas cerca de la franja de placer. Se instaló frente a un lector público con una humeante taza de cerveza oscura a su lado, reservó un guiño para la curvilínea rubia que le sonreía desde la barra, y palmeó un codificador escondido en el parte superior de la bota. El codificador

era

una

delgada

película

biodegradable,

codificado

para

interrumpir las habilidades de seguimiento de las bases de datos centrales de la República. Empezaría a desintegrarse después su exposición al aire. Montgomery extendió el codificador rápidamente en el chip de datos, notando que sólo le quedaban dos, y empujó el chip de datos en el puerto. La descarga del día estaba desplegada, junto con una ventana adicional con un mensaje. Montgomery accedió a los archivos de Lilia, siguiendo el enlace donde

proporcionado estadísticas para desacreditar sus hallazgos frente a la Sociedad.

Foro Purple Rose

Página

Le llamó la atención el hecho de que había sido Fitzgerald quien había

55

estaba lo que ella ponía como ángeles-mutantes.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

El servidor de seguridad en los informes del juez de instrucción fue violado con facilidad, especialmente porque Montgomery ya lo había hecho antes, y en un instante estaba revisando el informe de la autopsia de Gideon Fitzgerald. El fallecido había sido inicialmente un John Doe9, descubierto en la vieja ciudad por una patrulla en un monitoreo de rutina. La muerte se había asumido accidental desde el principio, no habían imágenes, mucho menos una descripción de la escena de la muerte. Había una descripción física: un hombre caucásico, a mediados de los cuarenta años, no identificable debido a extensas quemaduras por radiación en el rostro y manos. La víctima había muerto de una conmoción cerebral, después de haber sido golpeado en la cabeza, presumiblemente por un trozo de cornisa de piedra que se encontraba en su proximidad, pero no antes de quitarse su casco y guantes. Mala elección, pensó Montgomery. Parte del peligro de las viejas ciudades era la falta de mantenimiento a las estructuras dañadas, los trozos que caían de edificios eran un peligro constante. Cualquier persona con una pizca de sentido común debería haberlo sabido. ¿Había sido Fitzgerald uno de esos tipos inteligentes que no podían lidiar con las realidades prácticas? Montgomery no podía ver a Lilia casada con un hombre así. O tal vez él no quería. La cara y las manos se habían quemado más allá del reconocimiento. La identificación de cuentas que debería haber estado en el cuello del difunto había sido retirada antes de su muerte. El juez de instrucción sugirió que el ángulo de la herida indicó que había sido auto-infligida. La razón había sido que el difunto, sabiendo que él intentaba hacer algo ilegal, había tratado de disfrazar su identidad. Pero Fitzgerald no podría haber previsto las quemaduras de radiación. No a menos que su muerte hubiera sido un suicidio. La sorprendente

John Doe: Se utiliza como un nombre en los procedimientos judiciales para que designe a un

desconocido o no identificado.

Foro Purple Rose

Página

9

56

posibilidad hizo que Montgomery parpadeara antes de continuar leyendo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Acercó la imagen y no estaba tan seguro de que la herida había sido autoinfligida. Había un mercado negro de cuentas de identificación reprogramadas, uno lo suficientemente lucrativo que alguien podría haber tomado el riesgo en la vieja ciudad por un rescate. Las ciudades antiguas estaban tan poco vigiladas que era comparativamente más fácil para la gente entrar en ellas. Por supuesto, el peligro para la salud proporcionó una cierta fuerza disuasoria. La PDA del fallecido había sido borrada, a excepción de la dirección de envío y embarque de una compañía en Nuevo Gotham. Era Breisach y Turner. La recepcionista, Rachel Gottlieb, había confirmado que nadie con ese nombre o descripción había trabajado allí. No era una mentira. Fitzgerald había estado allí para hablar con ella, dos veces, pero ella no le había hablado sobre el NGPD10. Ella le había contado a Montgomery. El oficial de investigación llegó a la conclusión de que el difunto había tenido un gusano de software instalado en su PDA, un programa para limpiar su PDA en caso de muerte. De acuerdo con esta lógica, la subrutina había sido omitida por una pieza de datos aleatoria. Montgomery no creía en la forma aleatoria. La pseudo-piel del fallecido había proporcionado la clave para una identificación positiva. Había sido un buen traje, por encargo, y había sido rastreada por la marca de su fabricante a un cliente llamado Gideon Fitzgerald. Quien no había sido reportado como desaparecido, a pesar de que un cadáver vestido con su pseudo-piel había estado tirado en Gotham por una buena semana antes de que las patrullas encontraron el cuerpo. La pseudo-piel podría haber sido vendida o prestada, salvo que nadie sabía ubicación de Fitzgerald, una vez que se les preguntó. La esposa de Fitzgerald, Lilia Desjardins, había dicho que estaba en un encargo, y que no había oído hablar de él hacía meses, lo que no era raro. Montgomery había olido una mentira, incluso allí en el tono de Lilia pero tal vez había sido

NGPD: es el acrónimo de Nuevo Departamento de Policía de Gotham

Foro Purple Rose

Página

10

57

obligada a guardar secreto.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

¿Qué clase de matrimonio había tenido? La Sociedad no tenía nada que decir a la policía acerca de uno de sus miembros y se negó a confirmar el paradero de Fitzgerald. Los registros dentales habían sido declarados insuficientes para la identificación. Afortunadamente, el cadáver había sido tatuado con una serie de distintivos. Algunos, en lugares muy personales. Montgomery entrecerró los ojos en las imágenes, aún sorprendido por ellas. Las prácticas ocultas de los Darwinistas Nucleares no habían ocurrido oficialmente de acuerdo con la Sociedad, pero el cuerpo de Fitzgerald demostraba otra cosa. ¿Tendría Lilia tatuajes? Montgomery frunció el ceño concentrándose mientras releía la lista de Lilia de los ocho tatuajes que su marido poseía. El primer tatuaje fue un Nudo Picto en la parte superior de la cabeza de Fitzgerald. Eso y el Ojo de Horus que había asegurado estar en la frente de Fitzgerald había sido imposible verificar debido a las quemaduras de radiación. Pero después el oficial investigador explotó del golpe. La abeja que Lilia había dicho que estaba en la parte delantera de la garganta de Fitzgerald coincidía con el tatuaje del cuerpo en la morgue. Los primeros cien dígitos de pi estaban tatuados alrededor del pecho de su marido, de acuerdo con Lilia, la espiral de números empezaban por encima de su corazón y ponían fin a menos de dos vueltas detrás, bajo su brazo derecho. El cadáver tenía el mismo tatuaje. Montgomery fue golpeado de nuevo por la novedad de los tatuajes y las descripciones tan precisas de Lilia. ¿Tendrían los tatuajes significados específicos? Había un hombre universal11 alrededor del ombligo de Gideon, un hombre con los brazos abiertos y las piernas de pie en un pentáculo, y el difunto poseía también aquel tatuaje. En la base de la espina dorsal del difunto había un sol sonriente que coincidía con la descripción de Lilia y también le resultaba vagamente familiar a

11

El Hombre universal: Se refiere a un famoso boceto de Leonardo Da Vinci.

Foro Purple Rose

Página

58

Montgomery. El volvió a las imágenes que Lilia había enganchado antes por la


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

noche y reconoció el Orv de Orange. Él hizo una nota mental para encontrar más información sobre Orv. En la parte superior del pie derecho de Fitzgerald había un símbolo que Lilia había dicho era el símbolo de Mercurio. Se veía como un círculo en un tronco, con una media luna acostada encima de él. El fallecido lo tenía también. El tatuaje más impactante para Montgomery fue el de la ingle del difunto. En su lista, Lilia lo había llamado una melusina 12. Para Montgomery, parecía una sirena con una cola dividida, una que se había tatuado en el pubis del difunto. La melusina sonreía tímidamente, sus pechos desnudos y su cabello oscuro suelto fluían. Ella sostenía un extremo de la cola en cada mano y la división en su cola estaba justo encima del nacimiento del pene del difunto. Montgomery se mostró incrédulo de que alguien hubiera sufrido el dolor de un tatuaje detallado en una ubicación tan tierna. Su corazón se detuvo en seco cuando se dio cuenta de por qué había reconocido a Lilia antes. La sirena tenía la tímida sonrisa de Lilia y la cara en forma de corazón. Montgomery habría apostado todo a que Fitzgerald había amado a su mujer. Sin embargo, la había denunciado y a lo que ella llamaba ángeles-mutantes. Por la publicidad. ¿Había amado a Fitzgerald? ¿Aún lo amaba? Montgomery no podía creer que la Lilia que había conocido hubiera dejado pasar eso sin un comentario. ¿Había matado a Fitzgerald por tratar de desacreditarla? No lo podía creer. ¿O es que no sólo quiere creerlo? Era claramente una mujer apasionada, sin miedo de actuar según sus creencias. ¿Había contratado a la sombra para matar a Fitzgerald y entrado en la vieja ciudad para silenciar a la sombra permanentemente? No. Montgomery no podía conciliar ese tipo de estrategias de sangre fría con la mujer que había perdido su temperamento con tanta facilidad en su oficina. Ella parecía tener su

12

Melusina: Era un hada de apariencia humana, mitad mujer mitad sirena, o algo parecido.

Foro Purple Rose

Página

59

corazón en la manga.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

¿O era un acto? Su vieja pregunta sigue siendo: ¿qué había estado haciendo Fitzgerald en la vieja ciudad? Montgomery estaba empezando a pensar que Lilia sabía exactamente por qué había estado allí, y que había ido allí para terminar lo que Fitzgerald había comenzado. Lo que sea que fuera. ―¿Qué demonios estás haciendo? ―una mujer exigió. Montgomery se volteó con sorpresa al encontrar una furiosa Rachel a su lado. ―Llegó‖temprano,‖sólo‖para‖suerte tuya. Estoy siguiendo una pista, ―empezó a decir, pero Rachel no estaba escuchando. ―Has desperdiciado un codificador,‖ ―replicó ella, mirando a la pantalla del lector―. A la República no le importa si nos fijamos en porno virtual. ¿Crees que estas herramientas salen del aire? ―Eso no es lo que estoy haciendo. ―Argumentó‖ Montgomery―. Se trata de Fitzgerald. ―Él dio marcha atrás a través del registro para probarlo con ella. Tenía la sensación de que era una batalla perdida. Estaba en lo cierto. ―Buenas noches,‖―la mutante en recepción dijo a Lilia, sonando tan acogedor como un robot mal programado. Era el mismo tono que había comprobado Lilia anteriormente, y ella había sido golpeada entonces por el desprendimiento de la mujer. Tal vez era el cóctel de sedantes en particular que estaba comenzando. Lilia no pidió ni contestó, ella sólo fue a su unidad. Sintió a la sombra seguir progreso por el vestíbulo y se sorprendió. Ella parecía muy desconectada para ser cuidadosa. Tal vez era un truco. Tal vez engañaba. La República empleaba a muchos chismosos, después de todo, algunos de los cuales estaban en los lugares más improbables. Lilia estaba demasiado cansada para la atención a quien la sombra le hablaba de su pseudo-piel ahora.

Foro Purple Rose

Página

60

¿Qué más podría salir mal?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Sabía que no debería haber preguntado. Tomó las escaleras al tercer piso, no queriendo tomar el ascensor, incluso en su agotamiento. Ella caminó pesadamente por el pasillo hacia su unidad, entretenida con una fantasía de un largo sueño ininterrumpido. Tal vez Montgomery podría hacer un cameo en sus sueños. La República, por lo menos hasta ahora, no había descubierto una forma de registrar esa pequeña indulgencia y utilizarla contra los ciudadanos. Lilia silenciosamente les dio otra década para conquistar los obstáculos técnicos. Ella cerró la puerta de la unidad detrás de ella, se recostó contra ella, y cerró los ojos. No importa cómo lo considerara, esta no había sido una de sus mejores noches.

Evidentemente,

alguien

no

quería

que

Lilia

averiguara

independientemente que habían sabido esos Y654892. Esto era a la vez bueno y malo. Por el lado positivo, significaba que había una mayor probabilidad que ella tenía razón acerca de la muerte Gid de no haber sido un accidente. La muerte de la sombra podría haber sido un acto de violencia al azar. Es poco probable, dada la ubicación, pero no imposible. En el lado negativo, significa que alguien con una tendencia a la violencia no quería que Lilia se siguiera entrometiendo. El peligro nunca la había detenido antes, y tampoco tenía miedo a las repercusiones. Gid merecía justicia y Lilia la iba a conseguir para él. Ella, después de todo, no le había dado mucho más. Lilia miró hacia abajo y vio un sobre de plástico blanco en la alfombra oscura. Debe haber sido deslizado debajo de su puerta mientras ella estaba fuera. Lilia Desjardins estaba escrito por la parte delantera de la misma, pero eso no era lo que le hizo parar el corazón. Su nombre estaba escrito en puño y letra de Gid. Pero Gid había muerto hacía dos meses y era poco probable que se mantuviera al día con su correspondencia. ―¿Y‖ qué?‖ ―Dijo‖ Rachel―.‖ La‖ gente‖ viene‖ a‖ hacer‖ preguntas‖ todo‖ el‖ tiempo.

recuerda. Tal vez su viuda sabe lo que él sabía.

Foro Purple Rose

Página

Montgomery‖la‖escatimó‖de‖un‖vistazo.‖―Este es el tipo que quería que evaluar,

61

Tengo unas cuantas por mí misma.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Rachel se encogió de hombros. ―Ya no es importante. Tenemos que ir a Chicago mañana. Hay nuevas pruebas... ―¿Chicago? ―la mirada de Montgomery se posó en el tatuaje en su antebrazo que Raquel‖siempre‖mantenía‖oculto―. ¿Estás segura? ―Esto no es sobre mí, ―dijo con impaciencia. ―Podría ser. Deberías tener cuidado. ―Montgomery puso las imágenes del salvaje asesinato de la sombra―. Esto sucedió esta noche. Rachel contuvo el aliento,‖―un corte de disección, ―murmuró―, hecho en un mutante. Suena como Darwinista Nuclear para mí. ―Su convención está en la ciudad esta semana. ―Genial,‖―dijo con ironía―, miles de ellos bajo los pies. Razón de más para ir a Chicago. ―A pesar de que el Instituto de Estudios de la radiación está ahí. Rachel se estremeció. ―Y los laboratorios. No te olvides de los laboratorios de investigación. ―¿Es por eso que vamos allí? ―No, he oído algo. Tenemos que echar un vistazo a esa pista, y además, hemos hecho ya todo lo posible en Nuevo‖Gotham,‖―ella‖habló‖con‖brusquedad―. He hecho los arreglos y te irás mañana en el tren expreso. Montgomery no quería ir. ―La viuda de Fitzgerald es quien capturó a Armaros y Baraqiel la primavera pasada. ―Oh, eso lo explica todo, ―Rachel se rió en voz baja―. Tal vez estás buscando un porno vid. ―Antes de que pudiera preguntar, ella se inclinó sobre él y puso de nuevo el registro de Lilia, tirando hacia arriba la imagen de Lilia. Incluso en la imagen oficial, se miraba rebelde, inteligente y hermosa. La boca de Montgomery se secó. Rachel bajó la voz. ―Ella es hermosa, ¿no? Una renegada y una rebelde, una mentirosa y un compañero apenas tolerados por la Sociedad. Cualquier cosa

Foro Purple Rose

Página

―Ella encontró a la mutante muerta en Gotham.

62

que te diga que es totalmente sospechosa.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Tal vez mató a la mutante en Gotham. No hay forma de saberlo. ―No, confío en sus motivos. Creo que es una idealista... ―Nosotros tenemos mejores cosas que hacer, Montgomery,‖―ella le lanzó una mirada dura―. Te elegí para mi equipo, porque siempre fuiste un buen juez del carácter humano. Yo realmente esperaba que no sufrieras la aflicción normal de los hombres voluntarios. ―No se trata de la lujuria,‖―Montgomery comenzó a discutir. ―¿No lo es?‖―Rachel exigió―. Todos ustedes son iguales. Consiguen estar en la tierra y no se pueden controlar a sí mismos. Es como si las mujeres mortales fueran mortales con su capacidad de razonar... ―Eso no es verdad. Ella sabe algo. Rachel soltó un bufido. ―Lo que sé es que estas ardiendo por ella y no es conveniente. Yo no tengo tiempo para luchar, Montgomery, y no tengo tiempo para ayudarte a tener suerte. Nuestra misión es importante, más importante que el sexo. ¿No quieres volver? ―Por supuesto que sí... ―Entonces no te dejes seducir por el placer terrenal. Puedes disfrutar de él, pero no rendirte a él. No dejes que maneje tus decisiones. Eso te pone en el otro lado, le da poder al oscuro y te impide volver. Montgomery parpadeó. Era la mayor cantidad de información que Rachel le había dado en meses. Ella se giró y se hubiera alejado, pero él cogió a su brazo. ―No me has dicho, ¿por qué vas a Chicago? ―Te lo diré en el camino. Montgomery negó con la cabeza. ―No voy, no mañana. Tengo que averiguar lo que Lilia sabe. ―Sacudió su cabeza ante su expresión escéptica―. No es lujuria. Ella sabe algo. Esta es la pista que hemos estado esperando. Los labios de Rachel se apretaron. ―Hazme un favor, Montgomery, y saca a

ellos.

Foro Purple Rose

Página

cuando estés listo. ―Con eso, Rachel le dejó allí, su disgusto colgando entre

63

Lilia Desjardins de tu sistema rápidamente. Ya sabes dónde encontrarme


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Mientras observaba su paso alejarse, Montgomery notó una extraña niebla plateada que resbala a través de los suelos de las zonas inferiores. Oyó un débil eco de la risa, y sabía que tenía que venir de otro bar. Incluso si sonaba como si estuviera dentro de su propia cabeza. Se volvió hacia el lector. Rachel estaba equivocada acerca de Lilia. Lilia no estaba jugando completamente en el equipo Darwinista Nuclear, y él iba a averiguar por qué. Montgomery tuvo una última mirada al archivo de Lilia, sin esperar a ver nada nuevo. Tal vez por eso estaba tan sorprendido cuando lo hizo. Madre de E562008 Él parpadeó y leyó la partida de nuevo. Lilia había dado a luz a un niño mutante. Montgomery se quedó contemplando las palabras pero no desaparecían. Esto tenía que ser una mentira maliciosa plantada en su archivo para desacreditarla. Hizo clic a través del enlace directo en el número asignado al niño, que lo hizo subir a un registro mucho más corto. E562008 HIJA DE DESJARDINS LILIA PADRE DESCONOCIDO RECOGIDA EN EL NACIMIENTO 2081-2090 Eso fue todo. Una vida corta, y uno al parecer indigno de Documentación. Mientras Montgomery miraba, el codificador se apagó. La ventana desapareció y sólo el diario noticias se mantuvo en la pantalla. Todo lo que dijo Lilia indicaba que tenía a las mutantes en mayor consideración que la ley, así que ¿por qué ella se había unido a las filas de los que recolectaban mutantes cuando habían tomado a la suya? No podía imaginar que podía haber

veracidad aún más.

Foro Purple Rose

Página

El hecho de que no figurara un padre hizo que Montgomery dudara de su

64

sido tan indiferente a la suerte de su hijo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Tenía que ser una mentira. Dar a luz a un mutante era un escándalo, sobre todo para un Darwinista Nuclear. Los ciudadanos pagaban una buena credibilidad para ver que este tipo de detalles condenatorios estuvieran enterrados profundamente en los bancos de datos, donde los ojos menos podían verlos. Lilia no habría tenido problemas éticos por hacer eso, o fallado en encontrar las credenciales para verlo hecho. Era una mentira maliciosa plantada para desacreditar a Lilia, dejada donde un gran número de personas la podrían ver, un gran número de personas que podrían usarlo en su contra. Lilia debería saber acerca de los datos falsos, y si él le decía, Montgomery se podría ganar un poco de buena voluntad. Ella podría cambiar una verdad por otra. No era una gran jugada, ero era lo único que tenía y Montgomery se la jugaría. Afortunadamente, él sabía exactamente dónde encontrar a la dama. Lilia se quitó e pseudo-piel de Gid y lo colgó en el baño de su unidad. Ya no estaba tan cansada, no desde que ella había visto el sobre. Se apoyó contra el espejo del baño, y agarró algunas miradas de sí misma mientras se enjabonaba. Nunca lastimaba tomar otra ducha química y había traído el jabón apropiado con ella. O bien Gid estaba escribiendo, lo que estaba en contra de las probabilidades, o alguien había copiado su escritura brillantemente. ¿Cuáles eran las probabilidades de que Gid hubiera dejado un último mensaje? Lilia habría dicho de escasas a ninguna, pero veía el sobre y no estaba tan segura. Ella consideraba el precio de abrir el sobre. El cuarto estaría infestado con monitores, pero bueno, la República ya estaría al tanto del sobre. Podía lucir más sospechosa no abrirlo. No había una buena respuesta, no sin conocer el contenido del mismo sobre. Lilia se preguntó si la sombra en la recepción había sido pagada para

Foro Purple Rose

Página

65

entregarlo, eso explicaría su interés en el regreso de Lilia.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Tal vez fue un poema de amor de un admirador ferviente. Lilia pensó inmediatamente en Montgomery y se preguntó si él era el tipo que componía poemas de amor. La idea la hizo sonreír. Había más probabilidades de que le ordenaran a S&D que la atraparan por violar el código de derecho de la República. Montgomery no era una cita divertida, a pesar de que era una bestia deliciosa. Una mujer no lo podía tener todo, al parecer. No es que Lilia quisiera nada de lo que Montgomery tenía. Bueno, quizás eso no era del todo cierto. Lilia sacó el sobre del envanecimiento con un gesto de impaciencia. El sobre de plástico crujía mientras ella lo abrió. Dentro de él había un tatuaje temporal. El tatuaje era del tipo barato incluido con los cereales para el desayuno. Para tranquilizar a las mamás en todas partes, se lavaría en cualquier momento desde un par de horas, a un par de días, lo trasladaba la batalla de la desfiguración permanente a la higiene personal. La madre de Lilia, por supuesto, no tenía ningún prejuicio maternal en contra de los tatuajes, una cosa buena desde que Lilia tenía una variedad de ellos. Al igual que Gid. El estómago de Lilia se encogió al recordar su último intercambio con la policía, y consideró este regalo en cambio. Esta imagen no era antigua o simbólica de algo más allá del poder centralizado de la autoridad. Era el logotipo utilizado por la República como un recordatorio y una advertencia: un par de ojos dibujados en negro. Era evidente que eran ojos femeninos, incluso en el dibujo de líneas simples, porque que se inclina hacia arriba exóticamente en las esquinas exteriores, como si hubieran sido delineados en kohl13. Las mujeres eran el corazón y el alma de los problemas, como todos los ciudadanos sabían. Estos eran los ojos que aparecen en toda la República en las carteleras, en las

13

Kohl: Es un cosmético a base de antimonio para oscurecer los ojos

Foro Purple Rose

Página

66

notificaciones oficiales de la República a sus ciudadanos. Había muchos de ellos


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

en el circo, revoloteando en pequeñas banderas de colores que colgaban entre las tiendas de campaña, no que alguien haya tenido en cuenta que eran una advertencia. Los ojos de la República están en todas partes. Como un mensaje enviado del más allá, éste tenía que contar como una decepción. En un capricho, Lilia se lo aplicó en el brazo superior izquierdo. ¿Quién sabía? Tal vez sería abrir una puerta secreta en alguna parte. Lilia lo observó en el espejo, entonces hizo la conexión. El tatuaje era una advertencia. El sobre era de alguien que sabía que la muerte de Gid no había sido un accidente, Lilia estaba siendo advertida, probablemente por alguien muy vivo, que ella no fuera sin testigos. El pelo se le puso de pie en la parte posterior de su cuello. Había alguien más que no era Y654892 que sabía más sobre la muerte de Gid, probablemente el mismo que había sido responsable de la prematura desaparición de la sombra. Esta persona o personas desconocidas sabían exactamente dónde estaba Lilia. Ella se estremeció. Esta no fue la nota más tranquilizadora que ponía fin a su día. Parecía inútil ir a otro lugar, para tratar de esconderse de alguien que al parecer podría encontrarla fácilmente. No era como si Lilia tuviera miedo, pero su corazón estaba bombeando. Ella fue a la cama de todos modos. A diferencia de un tatuaje real, el temporal empujaba contra su piel. No pudo haber sido sólo el persistente tirón lo que la mantuvo despierta toda la noche. No era una conciencia culpable tampoco. Eran las bruscas palabras de Montgomery—: Dos minutos, máximo. En dos minutos, el asesino de la sombra no podría haber llegado muy lejos de la sombra muerta, si había o no otra salida a la plaza. No podía haber encendido

descubrir el cuerpo de la sombra, y se fue después de que Lilia se hubiera ido.

Foro Purple Rose

Página

Lo que significaba que el asesino se había demorado, tal vez incluso la vio

67

otra moto sin que Lilia lo hubiera oído.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Hubiera sido fácil para él para matar a Lilia, pero hizo la elección de dejarla vivir. ¿Por qué? Lilia no podía entrar en calor una vez que ella hiciera ese razonamiento. Ella daba vueltas, agotada, pero incapaz de conciliar el sueño. Los ojos de la República, no eran los únicos ojos que la veían.

75º CONVENCIÓN ANUAL DE LA SOCIEDAD DE DARWINISTAS NUCLEARES

OCTUBRE 28―31, 2099, EN NUEVO GOTHAM •Destacado‖Calendario‖de‖Eventos‖ JUEVES •07.11‖― Mezclar y mezclarse en el Lobby Bar VIERNES •9―mediodía ― Sesión Especial de Olsendatter-Wilhelmina en su reciente trabajo (Ángeles y Demonios: Percepciones del Pasado y presente del Bien y del Mal, Instituto de Estudios de la Radiación Prensa, Chicago, 2098) •Mediodía 3- Conferencia Magistral de Apertura Almuerzo: MacPherson Mike: Revisión Anual de las patentes nuevas y pendientes de medicamentos de la Sociedad. •03.02― Cura del Sol: Vid Feed de lanzamiento oficial en la Frontera •09.07 ― Coctel de Bienvenida para los nuevos becarios de grado séptimo. SÁBADO •09.11 ― Presidente Titular Ernestine Sinclair y candidato declarado Blake Patterson presentan sus plataformas electorales para el 2100 la Presidencia. •Mediodía‖ 3 ― Cierre principal—: Un modelo matemático del futuro de la Sociedad —Abraham Malachy

Foro Purple Rose

Página

sus técnicas y estrategias para cazar mutantes.

68

•06.03―‖Sesión‖Especial— Recolectando en el campo—Rhys Ibn AH comparte


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

•10.06 ― Gala y Cena: un tributo a los primeros 75 años de la Sociedad y la Memoria de Ernest Sinclair, fundador de la Sociedad. Presentación de Gideon Fitzgerald Premio a la Excelencia Académica en el Instituto de Estudios de la

Foro Purple Rose

Página

69

Radiación (presentada por Lilia Desjardins)


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

V Traducido por masi y kuami Corregido por pimienta

J

ueves, 29 de octubre de 2099

Lilia no se imaginaba que pudiese haber nada peor que ser maltratada por el S&D, pero pronto comprobó lo equivocada que estaba. Ser acorralada antes del desayuno por una video evangelista, en una misión, era mucho peor. ―¡Lilia‖Desjardins!‖―resonó‖una‖voz‖familiar―.‖¡Aquí‖est{,‖señoras‖y‖señores,‖ el mortal designado por Dios para dar la bienvenida a los ángeles entre nosotros! La reverenda Billie Jo Estévez finalmente la había encontrado. El encuentro que, Lilia, había aplazado durante meses, para que finalmente se encontraran en el en el vestíbulo del hotel. Por el lado positivo, ella se había vestido siguiendo completamente el código de la decencia. Aunque sólo fuera porque había estado tan asustada la noche anterior, al menos ella, se vería bien en el video. Tal vez si cooperaba, la reverenda se fuera. Valía la pena intentarlo. Lilia se dio la vuelta y trató de no retroceder ante el brillo de las luces. La reverenda se acercaba rápidamente, con sus brazos extendidos, como si fueran viejas amigas que finalmente se habían reencontrado al fin. No, como si Lilia hubiera pasado los últimos seis meses eliminando los pings 14 del reverendo sin respuesta. —¡Lilia, Lilia, Lilia! La reverenda

era

mucho

más

imponente

en persona que

en sus

14

Pings: Envío de mensaje de un ordenador a otro para saber si estas disponible.

Foro Purple Rose

Página

70

video―conferencias, diarias. Su pelo era de color blanco plateado y llevaba


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

prendas de vestir holgadas de colores brillantes. Era una mujer cuya única puntuación era un signo de exclamación. Ella siempre le recordaba a Lilia a una de las travestis de la franja placer de la Frontera. En persona, esa sensación se amplificaba un centenar de veces más. La reverenda era demasiado grande, demasiado intensa, demasiado escandalosa, visual y auditivamente, para ser real.

Pero el abrazo de oso que con el que obsequió a Lilia, no era imaginario. ―¡Lilia,‖ estoy‖ tan‖ contenta‖ de‖ haberte‖ encontrado!‖ ―Ella acercó a Lilia, abrumándola, víctima de una nube de perfume. ―¿Cómo‖ est{s?‖ ―preguntó.‖ Su‖ mirada‖ era‖ de‖ acero,‖ bajo toda su aparente amabilidad. ―Creo‖que‖me‖he‖roto‖una‖costilla,‖―murmuró‖Lilia. La reverenda se echó a reír, y luego llamó al grupo con un movimiento de su muñeca. Lilia estaba sin poder moverse con el brazo de la reverenda sobre los hombros, manteniéndola cautiva. ―Para‖aquellos‖de‖ ustedes‖que‖todavía‖lo‖ desconozcan, ―la reverenda señaló en dirección a la‖ concurrencia―, los ángeles están entre nosotros, y aquí, conmigo, está nuestro administrador fiduciario designado por Dios. ―Bueno,‖en‖realidad,‖dos‖{ngeles‖han‖firmado‖un‖contrato‖para‖trabajar‖con‖el‖ circo de Joachim‖Delorenzo< ―¡Tonterías!‖―la‖reverenda‖gritó,‖enterrando‖las‖palabras‖de‖Lilia‖debajo‖de‖las‖ suyas―.‖ No‖ podemos‖ conocer‖ la‖ mente‖ de‖ Dios,‖ pero‖ podemos‖ ver‖ su‖ funcionamiento‖ sobre‖ la‖ faz‖ de‖ la‖ tierra‖ y‖ en‖ medio‖ de‖ nosotros.‖ ―Los‖ dedos‖ del reverendo se clavaron‖ en‖ la‖ carne‖ de‖ Lilia‖ como‖ advertencia―.‖ Tú,‖ Lilia,‖ fuiste elegida como la administradora de los mensajeros designados por Dios. Tú, Lilia, mantuviste el secreto de su llegada A nosotros. Tú, Lilia, ¡casi has visto el rostro de Dios! Si ella no se hubiera extendido de tal manera por los superlativos, Lilia podría

Foro Purple Rose

Página

―En‖realidad,‖Reverenda,‖me‖los‖encontré‖en‖un‖pequeño claro en el bosque...

71

haberse divertido con ello.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¡Recuerda‖la‖par{bola‖del‖buen‖samaritano!‖―la‖interrumpió‖la‖reverenda―.‖ El apóstol Luke nos habla de un abogado que le preguntó a Jesús ¿Y quién es mi prójimo a quién deben amar, así como a mí mismo? ―la‖ reverenda‖ hizo‖ una‖ pausa―.‖ ¿Quién es mi prójimo, Señor? ―ella‖ se‖ irguió‖ en‖ toda‖ su‖ estatura―.‖ ¿Quién es mi prójimo? Luke registra la respuesta que Jesús le dio al abogado, la historia que conocemos como el del Buen Samaritano. Ella empezó a relatar las escrituras y los pensamientos de Lilia vagaron entre escapar y desayunar, en ese orden. Se preguntó cómo al reverenda recordaba tantos versos tan bien. Era impresionante, al menos hasta que Lilia vio el pequeño pinganillo en el oído izquierdo de la reverenda. Cuando terminó su lección y elevó un dedo señalando.‖―Y‖así‖fue‖como‖Lilia‖ ofreció ayuda a un vecino, igual como lo hizo el Buen Samaritano, y así tal vez, en la gran misericordia de Dios, podría Lilia haber ganado el reino de la vida eterna. Lilia‖se‖aclaró‖la‖garganta.‖―No‖fue‖exactamente‖así. ―¡Humildad y modestia! Dice Paul en Timoteo I 2:10-15, lo que convierte a una mujer en alguien mejor es la modestia y las buenas obras. Deja que la mujer aprenda‖ en‖ silencio‖ con‖ total‖ sumisión.‖ ―la‖ reverenda‖ lanzó‖ un‖ suspiro‖ extasiado―.‖ Y‖ así‖ es,‖ Lilia,‖ que‖ vemos‖ la razón de la elección divina, en tu modestia y voluntad de servir. ―Remilgada,‖esa‖soy‖ yo‖―dijo‖Lilia‖ y‖alguien‖ hizo‖ un sonido ahogado detrás de ella. No podía ver quien, a causa de las luces, pero la que se divertía era definitivamente femenina. Por lo tanto no era Montgomery, por desgracia. La reverenda se acercó aún más, estaba tan cerca que Lilia podía ver los poros de su nariz y Veneta, su máscara de maquillaje de tonos rosáceos. ―Por‖ lo‖ tanto,‖ dinos,‖ Lilia,‖ ¿qué‖ mensaje‖ traen‖ los‖ {ngeles‖ a‖ la‖ humanidad? Lilia‖parpadeó.‖―¿Mensaje? ―Dios‖envió‖a‖los‖{ngeles,‖a‖través‖del‖Antiguo‖Testamento,‖para‖entregar‖sus‖

concebido por el Espíritu Santo.

Foro Purple Rose

Página

le aconsejó no dejar de lado a María, que llevaba un niño en verdad, pero uno

72

mensajes a sus fieles, ―explicó‖la‖reverenda―.‖Un‖{ngel‖vino‖a‖José‖en‖sueños‖y‖


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

El ángel Gabriel, se le apareció a Zacarías, para decirle que su esposa, Elisabeth, debería concebir un hijo, Juan, y que este hijo debería allanar el camino para Jesús y sus enseñanzas. Se dio la vuelta a la multitud‖y‖su‖voz‖se‖alzó‖en‖proporciones‖majestuosas.‖―Y‖ el‖{ngel‖de‖la‖anunciación‖vino‖a‖María,‖nuestra‖Madre,‖la‖Virgen‖y‖le‖dijo‖“No‖ temas, María, porque has hallado la gracia de Dios. Y ahora, concebirás en tu seno y parirás un hijo que se llamará, Jesús. Él será grande y llamado Hijo del Altísimo, y el Señor Dios le dará el trono de David, su padre. Reinará sobre la casa de Jacob para siempre, y su reino no tendrá nunca fin. Y así está escrito en el evangelio de San Lucas y así ha sido. La reverenda le‖lanzó‖a‖Lilia‖una‖mirada‖severa.‖―Hay‖{ngeles,‖Lilia,‖de‖eso‖no‖ nos cabe duda, y además, ellos son los emisarios de Dios. ¿Qué mensaje nos trajeron los ángeles, a nosotros, de nuestro Señor el Altísimo? Todo el mundo en el vestíbulo parecía estar escuchando, esperando a que la sabiduría divina se derramara de los labios de Lilia a sus oídos. Parecía un mal momento para admitir que no se había producido ningún mensaje. O que Lilia no había pensado en pedir uno. De todos modos, el reverendo esperaba una respuesta. Lilia debatía entre el mensaje de "Comer más fibra" o "La paz esté con vosotros." "Ama a tu vecino" tenía un cierto potencial dada la referencia del buen samaritano, pero parecía un poco sencillo, sobre todo viendo como dos ángeles tonos se le había confiado su entrega. Eso por sí sólo parecía requerir un cierto mensaje de importancia. ―Um‖―Lilia‖ intentó‖ganar‖tiempo,‖bastante‖mal―.‖No‖estoy‖segura‖si,‖simplemente,‖debería‖ decirlo. ―¡Por‖ supuesto‖ que‖ no!‖ ―alguien‖ intervino en un tono imperioso. ¿Fue una salvación a mano? Alguien retiró los dedos de la reverenda del hombro de Lilia. Quien intervino,

Lilia recordaba ese sonido.

Foro Purple Rose

Página

identidad.

73

hizo un sonido de desaprobación con la lengua, lo que dio una pista de su


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Un‖ mensaje‖ de‖ esta‖ importación‖ es‖ para‖ los oídos de los más altos funcionarios, en primer lugar, y debe ser considerado cuidadosamente antes de ser‖ difundido‖ entre‖ las‖ masas.‖ ―La‖ Dr.‖ Willielmina‖ Olsendatter‖ agarró‖ el‖ hombro‖de‖Lilia‖con‖su‖propia‖mano‖de‖hierro‖y‖chasqueó‖la‖lengua‖otra‖vez―.‖ En realidad, Reverenda, debe mostrar un incremento de responsabilidad social. Antes de que la reverenda pudiera recuperarse del hecho de que había sido reprendida por una extraña, la Dra. Olsendatter se llevó a Lilia a lo lejos. ―Remilgada‖ ―bufó‖ ella―.‖ Pensé desistir contigo cuando dijiste eso. No podrías ser remilgada para salvar tu vida. Es parte de lo que me gusta de ti, querida. ―Lo‖siento.‖Gracias.‖—Lilia sentía como si hubiera saltado de la grasa hacia el fuego. La Dra. Olsendatter se dirigía a la cafetería del hotel, arrastrando a Lilia en un restaurante lleno de darwinistas nucleares hambrientos. Lilia había mejorado su valoración: ser enganchada por el profesor más antiguo que vivía sobre la faz de la tierra era peor que ser golpeada por S&D o acorralada por una video―evangelista en una misión. El día únicamente podía mejorar. ―Mujer‖ Loca‖ ―se‖ quejó‖ la‖ Dra. Guillermina Olsendatter. Ella llamó a un camarero, pidió dos de los desayunos más completos del menú, y entonces prosiguió‖ su‖ perorata‖ donde‖ lo‖ había‖ dejado―.‖ Cómo‖ de predecible es realmente editaría los versos que cuenta. ―¿Perdóneme? ―Esa‖parte‖de‖Timoteo acerca de las mujeres que son sumisas, tiene un verso en‖el‖centro‖del‖mismo,‖declarando‖que‖esas‖mujeres‖no‖se‖les‖enseñar{n:‖―La‖ mujer aprende en silencio con total y plena sumisión. Y no permito a la mujer enseñar, ni ejercer dominio sobre el hombre, sino a estar callada. Porque Adán fue‖ formado‖ primero...‖ ―etc.,‖ etc.‖ Pero‖ entonces,‖ ¿eso‖ no‖ sería‖ problem{tico‖ para un evangelista mujer, verdad? Doc. Mina, cuando sus estudiantes habían había recibido instrucciones de su

bien‖ a‖ mucha‖ distancias―.‖ Es‖ decir,‖ como‖ usted‖ debe‖ saber,‖ es‖ uno‖ de‖ los‖

Foro Purple Rose

Página

―Todo‖es‖relativo;‖―Doc. Mina tenía una de esas voces agudas que se sentían

74

llamada, bajó la voz un poco.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

versos más citados en contra de la idea de ordenar a mujeres como sacerdotes. Lilia no lo sabía, pero ella pretendía lo contrario. ―Claro.‖ ―Es‖la‖cosa‖sin‖sentido,‖naturalmente,‖―Doc. Mina‖se‖quejó―.‖Hemos‖sabido‖ durante más de cien años que Paul no escribió en ninguno de los llamados evangelios a Timothy. Simplemente no son coherentes las condiciones de estilo o referencias a las cartas que él escribió, pero eso no impide que la gente haga referencia‖a‖ellos‖como‖si‖realmente‖se‖tratara‖del‖evangelio.‖―Doc. Mina sonrió con su propio chiste. La voz de la reverenda llegó desde el vestíbulo. Ella estaba exponiendo sobre la sabiduría de Dios al enviar la luz de su palabra a la más profunda oscuridad. Lilia supuso que era una referencia a la baja incidencia de la devoción religiosa entre los Darwinistas Nucleares. El fuego era definitivamente una opción mejor que la grasa, por lo que Lilia respectaba. Le había gustado siempre Doc. Mina. Porque muy pocos Darwinistas Nucleares mostraban un interés por la coincidencia de la creencia religiosa, con la historiografía en la estela de destrucción nuclear, Doc.. Mina siempre había estado encantada de encontrar a alguien en sus conferencias. Estar presente y alerta merecía un aprobado instantáneo, Lilia había recibido un aluvión de mensajes de Doc. Mina después de que los ángeles―mutantes hubieran sido revelados, pero ella había estado esquivando a su vieja profesora. Después del argumento con Gid sobre Armaros y Baraqiel, Lilia, no había estado a punto de enfrentarse cara a cara con otros expertos. Doc. Mina, sin embargo, podría desencadenar la culpa como una tía solterona olvidada y podría servir algunos en el momento justo. ―Ahora,‖Lilia,‖hace‖tiempo‖que‖intento‖localizarte. ¿Has recibido mis mensajes? ―Bueno,‖ sí<‖ ―Lilia‖ pensó‖ improvisar‖ brillantemente―,‖ pero‖ yo‖ no‖ quise‖ ser‖ superficial sobre algo tan importante. ―¡Ah!‖Bien,‖podrías‖haber‖confirmado‖el‖recibo.‖Siempre‖había‖creído‖que‖por‖ ser una mujer con un alto concepto de las buenas costumbres.

Foro Purple Rose

Página

75

―Los‖he‖extravié, en el campo de trabajo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella le dio una mirada dura a Lilia. ―Bien,‖ usted‖ debe‖ comprender‖ la‖ importancia de este descubrimiento ciertamente a mi propia investigación. Por qué, es algo notable y todavía tan absolutamente predecible. ―¿Perdona?‖―‖Lilia‖estaba‖segura‖que‖ella había oído incorrectamente. ―Por‖lo‖que‖se refiere a la mitología humana, claro. Incluso la Reverendo Billie Jo sabe que los ángeles son los portadores tradicionales de los mensajes de la fuente divina, o, dependiendo de su elección de la terminología. Yo mismo, siempre he pensado en lo divino como asexual. Quiero decir, realmente, ¿no se puede esperar una fuerza cósmica que han evolucionado más allá de la mera biología? Pero cada uno por sí mismo. Doc. Mina extendió su servilleta en su regazo cuando llegó la comida. Parecía tres huevos con salchichas, ensalada de fruta, y tostadas, pero Lilia bien que era. Los huevos eran demasiado gelatinosos para ser reales y sospechaba profundamente de las salchichas. Podrían haber sido espuma biológica. ―Imitación‖ de‖carne‖y‖fruta‖ deshidratada.‖―Doc. Mina suspiró, luego frunció el‖ceño‖hacía‖el‖optimizado‖líquido‖negro‖etiquetado‖como‖"té"―.‖Uno‖pensaría‖ que sólo iría con suplementos. Me gusta para quedar bien. De un modo u otro, es lo que yo digo. ―El‖ té‖ es‖ real,‖ al‖ menos.‖ ―Lilia‖ se‖ había‖ mimado‖ por‖ el‖ f{cil contrabando disponible en el circo, estas cosas sabían tan mal que quería escupirlo. Doc. Mina‖cabeceó.‖―Exactamente.‖Como‖la‖conferencia‖magistral‖de‖apertura.‖ Ellos deberían de haber reservado algo diferente cuando Paul cayó enfermo, pero estoy segura que no era la única que espera a sus historias. Pero no. Esta persona de los laboratorios que está interviniendo y no será tan entretenido como Paul. ―¿Paul?‖ ―Lilia‖ había‖ olvidado‖ de‖ la‖ tendencia‖ de‖ Doc. Mina a saltar de un tema a otro. ―Paul‖Cosmopoulos,‖―Doc. Mina‖la‖reprendió―.‖Lo‖recuerdas,‖por‖supuesto.‖ ¿Al Director del Instituto, del Laboratorio de Investigación? Paul habría

Foro Purple Rose

Página

sustituto planeara sobre los resultados de la investigación y patentes de

76

brillado, haciendo el material almacenado, fascinante. Indudablemente el


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

medicamentos, que son tan aburridas, aunque son importantes, por supuesto, tanto a la Sociedad y la sociedad en general. ―Ella‖sacudió‖ la‖cabeza‖ y‖mordió‖en‖su‖tostada.‖―Los‖ingresos‖de‖ los‖fondos‖ de esas cosas son de mi propia investigación, por supuesto, a pesar de que es vulgar decirlo. Quizá sería bueno que hubiera un poco de vacío social en torno a ellos. Lilia sabía por experiencia que los darwinistas nucleares no acataban dócilmente las sugerencias de que su investigación era aburrida. ―Ellos‖ debería‖ haber‖ traído‖ Paul‖ y‖ le‖ obligaré‖ a‖ venir,‖ o‖ a‖ cancelar‖ la‖ charla.‖ ¡Comprometida!‖ ―Doc. Mina gritó esto último, lo que creó más espacio a su alrededor a medida que más darwinistas nucleares se apartaban. ―No‖es‖como‖que‖ usted‖sea‖tan‖crítica,‖ ―Lilia‖ dijo‖cuidadosamente,‖mientras‖ desconfiaba sobre esta nueva sensación de que ella tenía un aliado en la Sociedad. ―Estoy‖ cansada‖ de‖ fingir,‖ ―dijo‖ Doc. Mina‖ con‖ un‖ resoplido―.‖ Y‖ no‖ hay‖ mucho más que puedan hacerme. Me han dado una oficina más pequeña y recortado mi sueldo. Lilia se sorprendió.‖―¿Qué‖est{‖pasando?‖ ―Oh,‖ es‖ toda‖ esas‖ cosas‖ absurdas‖ del‖ pasado‖ sobre‖ mis‖ cursos‖ que‖ no‖ son‖ pertinentes‖ para‖ el‖ plan‖ de‖ estudios.‖ ―Doc. Mina mascó su "salchicha" con gusto―.‖ Parece‖ que‖ he‖ sido‖ clasificada‖ como‖ “recorte”.‖ ‖ Ernest‖ Sinclair, ya sabes, insistió en que los darwinistas nucleares abarcan una amplia gama de estudios, no sólo la ciencia y la investigación, a fin de que sean individuos más equilibrados y mejores científicos, pero nadie parece recordar eso. ―Ellos<‖¿van‖a‖despedirla?‖ Ella se encogió de hombros, su postura desafiante no ocultaba totalmente su decepción.‖‖―Cualquier‖cosa‖es‖posible,‖por‖supuesto,‖una‖ vez‖que‖el‖Consejo‖ se involucra. Estoy segura de que preferiría simplemente dejar de fumar. ¿Puede usted creer que los estudiantes odian mi curso y les resulta irrelevante? Miró a Lilia. Obviamente necesitaba la verificación de que esto no era una

Foro Purple Rose

Página

Desgraciadamente, Lilia, sabía que era verdad.

77

locura.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Así‖que‖ella‖cambió‖el‖tema.‖―¿El‖ Consejo?‖ ¿Usted quiere decir el Consejo de los Tres? Pensaba que ellos no existían. Doc. Mina‖ resopló.‖ ‖ ―Por‖ supuesto‖ que‖ existe,‖ ellos‖ simplemente‖ preferirían‖ que‖ no‖ estuvieras‖ segura‖ ―ella‖ apuntó‖ con‖ el‖ cuchillo‖ de‖ mantequilla‖ en‖‖ dirección‖ a‖ Lilia―.‖ Usted‖ se‖ preocupa acerca de si existen y especula sobre lo que son, en lugar de pensar por ti misma sobre que infiernos que están haciendo. Así es como este tipo de farsa llega tan lejos como lo hace. ¿Quién crees que toma todas las decisiones? ¿La Junta de Gobernadores?‖―Doc. Mina se‖rió‖ruidosamente‖de‖su‖propio‖chiste―.‖Ellos‖ni‖siquiera‖pueden‖encontrar‖el‖ baño por sí mismos. ―No‖lo‖sabía.‖ ―No‖prestaste‖atención.‖ ―Bueno,‖¿y‖quiénes son el Consejo de los Tres? ―Hay‖que‖ver,‖y‖preocuparse‖por‖lo‖que‖son‖en‖lugar‖de lo que están haciendo. ―Doc. Mina movió una rebanada de pan tostado hacia Lilia, cambiando el asunto‖ por‖ ella―.‖ Lo que me recuerda, Lilia, que debe decirme todo lo que pueda acerca de los ángeles, especialmente desde que has estado ignorando mis mensajes. Lilia‖sintió‖una‖pizca‖de‖culpa.‖―¿Qué‖quieres‖saber? ―Empieza‖por‖el‖principio,‖querida.‖¿Cómo‖los‖encontró?‖ ―Sabe,‖casi‖parecía‖que‖ellos‖me‖encontraron‖a‖mí. ―Por‖supuesto.‖Se‖dicen‖que‖los‖Ángeles‖si‖no‖son‖seres‖divinos,‖entonces‖est{n‖ mucho más cerca de la perfección divina del conocimiento que los simples mortales. ¿Qué fue lo primero que dijeron? Lilia‖ no‖ tuvo‖ que‖ pensar‖ ni‖ siquiera‖ sobre‖ eso.‖ ―No‖ tengas‖ miedo'‖ Ellos‖ me‖ robaron el alma, como usted debe saber. ―Típico,‖―Doc. Mina‖murmuró―.‖¿Estabas asustada? ―Sobresaltada‖ ―Lilia‖ tomó‖ un‖ mordisco‖ de‖ su‖ fruta‖ deshidratada―.‖ Y‖ ellos‖

Lilia‖ sintió‖ la‖ necesidad‖ de‖ poner‖ su‖ profesora‖ anterior‖ recta.‖ ―Doc. Mina,

Foro Purple Rose

Página

Doc. Mina‖ se‖ rió.‖ ―Oh,‖ eso‖ es‖ absolutamente,‖ demasiado‖ perfecto.‖

78

estaban... abrumados.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

usted entiende que ellos realmente no son los ángeles, no son realmente mensajeros de lo divino. Lo suyo es una mutación rara, pero son mutantes, no los

ángeles.

Doc. Mina‖seguía‖sin‖convencerse.‖―¿Cómo‖lo‖sabes?‖ ―Porque‖no‖hay‖algo‖así,‖como‖un‖{ngel.‖ ―¿Es‖eso así? ―Armaros‖ y‖ Baraqiel,‖ presentan‖ una‖ mutación‖ sumamente‖ rara...‖ ―Lilia‖ intentó argumentar pero no lo consiguió ni de lejos. Doc. Mina, después de todos, estaba dándole una intensa mirada desconfiada. ―¿Qué‖te‖hizo‖llamarlos‖así?‖ ―¿Armaros‖y‖Baraqiel? Doc. Mina estaba tan decidida en su intento con Lilia, que ella soltó su tostada y su‖tenedor.‖―¿Quién‖te‖dio‖esos‖nombres?‖ ―Ya‖los‖tenían.‖Ellos‖me‖dijeron‖sus‖nombres.‖ ―Interesante.‖ ―Doc. Mina masticó lo restos de su desayuno, entonces miró abajo a su plato vacío con sorpresa. Lilia empujó su propio plato con la tostada más cerca de la profesora. ―Usted‖ debería‖ de‖ haber‖ investigado‖ esos‖ nombres,‖ ―le‖ dijo‖ lentamente.‖ Lilia‖sabía‖que‖había‖cometido‖un‖error―. No. Nunca pensé en ello. ―Lilia,‖Lilia.‖―Doc. Mina‖chasqueó‖la‖lengua―.‖Esas‖palabras‖demuestran‖que‖ nunca serás una buena darwinista nuclear pero tenía la esperanza de que serías una estudiante decente. Armaros y Baraqiel son los nombres de dos de los ángeles caídos, dos de los ángeles en cuenta por los Esenios, por haber sido parte de Los Vigilantes o Los Grigori15. ―¿Los‖ {ngeles<‖ caídos?‖ No‖ lo‖ quiere‖ decir‖ que‖ sean‖ demonios.‖ ―No,‖no,‖no.‖Conserva‖tus‖fuentes‖si‖desviarte,‖querida.‖Los‖Esenios‖eran‖ una‖ de las secta religiosas judías, más activos en la época de Jesús. La Demonología

Foro Purple Rose

Página

Los Vigilantes o Los Grigori: Según la versión popular son un grupo de ángeles caídos que se describen en los textos apócrifos que copularon con mujeres mortales, dando lugar a una nueva raza de híbridos conocidos como Nefilim

79

15


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

realmente no empezó hasta la Edad Media, después de que la angelología se hubiera sido agotada por los teólogos. ―Oh.‖ Ella se abalanzó sobre las tostadas de Lilia, untando de margarina cada rebanada con gusto, y se lanzó a modo de conferencia, arrojando migas de pan mientras lo hacía. Evidentemente nadie le había dicho en la vida a Doc. Mina lo inadecuado de comer y hablar simultáneamente. Y Lilia no iba a ser la primera. ―Para‖entenderlo,‖debemos‖volver‖a‖la‖historia de Adán y Eva en el Jardín del Edén, puestos allí por Dios para cuidar el jardín, con las instrucciones de no tocar el fruto del árbol central, el Árbol del Conocimiento. La tradición cristiana latina insiste en que Eva, tentada por la serpiente, comió del fruto prohibido, después lo compartió con Adán. De este modo, la pareja se dio cuenta de su desnudez, y cuando Dios se enteró de su desobediencia, fueron expulsados del jardín, y obligados a trabajar la tierra para alimentarse. Eva, por su transgresión, fue maldecida con dolor en el parto, un legado para todas las mujeres. Y así, por este desafío a la voluntad de Dios, la humanidad pierde el jardín para siempre. ―He‖oído‖esa‖historia‖antes. ―Claro‖ tú.‖ Y‖ todos‖ nosotros.‖ Es‖ casi‖ tan‖ viejo‖ como‖ el‖ tiempo, y tiene su parangona en muchas otras tradiciones culturales. Lo que es importante aquí es que la historia tenía otras variaciones, antes de elegir esta versión como oficial. ―Ella‖ masticó‖ la‖ última‖ de‖ la‖ tostada,‖ mientras‖ buscaba‖ alrededor‖ algo‖ m{s‖ para comer. Lilia le entregó que el resto de su fruta de imitación y Doc. Mina empezó a devorarlo. ―¿Esas‖variaciones‖incluyen‖los‖Vigilantes?‖ ―Es‖curioso‖que‖lo‖pregunte.‖Estaba‖pensando‖acerca‖de‖ellos‖esta‖mañana,‖por‖ alguna razón. ―Armaros‖y‖Baraqiel. ―Muy‖bien,‖Lilia.‖Aún,‖vamos‖a‖hacer‖de‖ti‖un‖erudito.‖Ésos‖eran‖los‖nombres‖

humanidad, las habilidades que Dios hubiera preferido negar al hombre, de la

Foro Purple Rose

Página

descendieron a la tierra para enseñar habilidades importantes para la

80

de dos de los vigilantes, según consta en el Primer Libro de Enoc. Estos ángeles


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

misma‖forma‖que‖Él‖nos‖negó‖el‖fruto‖del‖Árbol‖del‖Conocimiento.‖―Ella‖miró‖ al‖techo‖de‖la‖sala―.‖Veamos,‖ahora‖se‖decía‖que‖Armaros‖enseñó‖a‖los‖hombres‖ a liberarse del encantamiento, los cuáles no habrían pensado que era un problema hasta alguien supiera como lanzar los hechizos. Quizás ése fue el trabajo de otro vigilante. Me olvidé. Baraqiel enseñó los secretos de astrología a los hombres. Hay otros, por supuesto, una Doc.ena más o menos todos juntos, ya me entiendes. Los Vigilantes les dieron crédito para enseñar a la humanidad lo‖ pasado‖ por‖ la‖ ciencia‖ hace‖ miles‖ de‖ años‖ ―Doc. Mina‖ lamió‖ su‖ tenedor―.‖ Las pocas divinidades buscaron a aquéllos que desafiaron sus decretos, por lo que estos ángeles llegaron a ser descrito como "caídos" y equiparados con el mal. ―¿Pero‖ ellos‖ realmente‖ quisieron‖ ser‖ buenos,‖ o‖ simplemente‖ desafiantes?‖ ―preguntó‖ Lilia,‖ totalmente‖ capaz‖ identificarse‖ con‖ el‖ impulso‖ de‖ desafiar‖ las‖ expectativas para una causa justa. Doc. Mina sonrió.‖ ―Est{‖ escrito‖ que‖ ellos‖ sentían‖ deseo‖ por‖ las‖ hijas‖ de‖ los‖ hombres, y que fue esa la razón por la que ellos descendieron a la tierra. Después de que ellos hubieran obtenido su placer, después compartieron algo de lo que sabían. ―¿No‖todo?‖ ―Nos‖gustaría saber mucho más de lo que hacemos, si hubieran hecho eso, si ellos hubieran hecho eso. Lilia‖ estaba‖ intrigada‖ por‖ todo‖ esto.‖ ―Realmente‖ no‖ piensa‖ que‖ Armaros‖ y‖ Baraqiel son los mismos vigilantes, ¿verdad? Quiero decir, que eso los haría tener varios miles de años. Y ángeles, son seres inmortales hechos de luz. Imposible. ―Los‖ {ngeles‖ son‖ inmortales,‖ querida,‖ o‖ cerca‖ de‖ ello.‖ Por‖ lo‖ menos,‖ ellos‖ quieren ponernos en la mente con esas viejas historias. ―¿Pero‖por‖qué?‖ Doc. Mina‖ suspiró.‖ ―Es‖ interpretado como un signo del final de los tiempos, por supuesto. La reunión de los ángeles, el Anticristo hacer una última oferta

Foro Purple Rose

Página

milenios, podríamos haber propuesto algunas nuevas historias, pero seguimos

81

por las almas de los hombres, bla, bla, bla. Uno pensaría que a lo largo de los


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

jugando con los temas y los elementos de siempre. Me sorprende, en realidad, que no tenga más gente persiguiéndola como la reverendo Billie Jo, alrededor. ―Pareces‖escéptica.‖ ―Bueno,‖ el‖ mundo‖ ha‖ sido‖ programado‖ para‖ acabarse‖ tantas‖ veces‖ que‖ ya‖ he‖ perdido la cuenta. Parece ser mucho más resistente de lo que alguno podría haber esperado. Basta con mirar lo que le hemos en el último siglo, de hecho, sin importa‖lo‖que‖ nos‖ hayamos‖hecho‖el‖ uno‖al‖otro‖―ella‖le‖guiñó‖ un‖ojo―.‖ Esperaré hasta que el diablo aparezca para su última actuación antes de preocuparme. Lilia recogió el resto de su desayuno, pensando. Doc. Mina‖ aclaró‖ su‖ garganta.‖ ―Tengo‖ que‖ preguntarle,‖ Lilia, ¿por qué estos ángeles se te aparecieron a ti? Quiero decir sin ofender, pero ¿por qué a ti? Si se le hubieran aparecido al reverendo, le tendría que preguntar después de su mensaje a la humanidad. Y si ellos se hubieran aparecido a mí, bueno, que ellos habrían‖salvado‖mi‖carrera‖académica.‖―Miró‖fijamente‖a‖Lilia‖con‖una‖mirada‖ acusatoria―.‖ Lo‖ podría‖ si‖ por‖ lo‖ menos‖ me‖ hubieras dado una primera entrevista. Lilia pensaba si los ángeles tenían ninguna previsión, entonces habría visto como su mejor apuesta para la supervivencia. Tenía que haber alguna ventaja en no ser cortado en lonchas y en dados con fines para investigación, cuando estaba una misión de Dios. Lilia intentó pensar en una manera de expresarse educadamente, dada la compañía presente, pero falló. Doc. Mina hizo un gesto hacia el plato de Lilia con el tenedor, indicando las dos salchichas‖ de‖ imitación‖ de‖ carne‖ a‖ la‖ izquierda‖ del‖ mismo.‖ ―¿Vas‖ a‖ comer‖ el‖ resto de eso, querida? Lilia salió del hotel aliviada. Esa sensación se evaporó cuando ella vio a alguien que se parecía al policía más molesto de la República, al parecer esperándola. Pero mirando, si fuera posible, aún más delicioso que el Montgomery que le había parecido ver la noche anterior. Este hombre tenía la misma figura, los mismos rasgos guapos, pero estaba vestido como normal.

Foro Purple Rose

Página

82

Bueno, un normal excitante.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Llevaba un abrigo negro de piel sintética que estaba a medio camino de ser una capa, uno con una cara de terciopelo y adornado con piel sintética, reversible que osciló con estilo cuando él anduvo. Y él caminaba con tranquilidad. El simple caminar no sería lo suficientemente elegante para que esta visión de masculinidad. Sus botas negras altas eran notablemente similares a las que el policía, Montgomery había llevado el noche anterior, y sus ajustados pantalones negros mostraban su musculosas piernas más de lo que su pseudo―piel lo había hecho. Llevaba cuello alto en su garganta, que le hacía parecer aún más un animal macho por el contraste, y llevaba guantes oscuros. Él se apoyó al lado opuesto de las sombrea, con los brazos cruzados sobre el pecho y las piernas cruzadas en los tobillos. El cuello de la camisa hacia arriba, su ojos sin brillo, oscuros y misteriosos. Él se veía alto, delgado y atento, como depredador que pretendía estar relajado. Lilia no se dejó engañar y por primera vez desde su llegada a Nuevo Gotham, no le hubiera molestado estar en el menú. Él le sonrió y Lilia decidió su día estaba mejorando. La sonrisa secreta de Montgomery le dio a entender el conocimiento de los lugares más allá de la vista de muchos ojos de la República, y qué actividades se practica mejor allí. Lilia tenía algunas ideas propias. La conclusión obvia era que por el libro, Montgomery tenía un gemelo malvado. Si era así, o incluso, si no, que era la primera opción que Lilia, tenía que resolver el problema de su castidad. El cual, antes no le había estado molestando hasta la noche anterior. Las calles estaban ocupadas, llena de gente caminando al trabajo, la multitud se intercalan con las bicicletas y rickshaws. Los de las bicicletas se entremezclaban dentro y fuera del bullicio. Era caótico y ruidoso, pero afortunadamente todo el mundo parecía estar dirigiéndose en gran parte a la misma dirección.

electrónico. ―Obtenga‖ su‖ edición‖ matutina del ¡El Registro Republicano! ¡Las

Foro Purple Rose

Página

Un vendedor estaba gritando entre la multitud, agitando un periódico

83

Al centro de Nuevo Gotham.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ceremonias del trigésimo aniversario conmemorativo previsto para Gotham! ¡El Monte St. Helens entra en erupción y cuentan diez mil muertos! ¡El presidente inicio de las negociaciones del tratado con éxito en China! ¡Obtenga los detalles en la descarga de hoy! El gemelo de Montgomery se enderezó y se dirigió a Lilia. De camino, su sonrisa se ensanchó ligeramente. Peligrosamente. Atractivamente. La miró pícaro, imprevisible e irresistible. Eso debió de haber sido lo que hizo humedecer las palmas y una gota de sudor helado serpenteó bajo su espalda. Realmente no podría ser de Montgomery; Lilia estaba segura de que el policía impasible era incapaz de mostrar tanta emoción. Ella no podía poner el sex―appeal en pasado en Montgomery, sin embargo. Y el brillo en sus ojos reveló que se habían encontrado. Él se acercó a ella con un propósito. Ni siquiera iba a fingir que él se había encontrado accidentalmente con ella. Tenía que ser Montgomery. Él podría estar el fuera de servicio y sin uniforme, pero era como una flecha directamente hasta la médula. Había algo que decir de su honestidad. De todos modos, Montgomery tenía mucho valor para presentarse después de lo que había hecho o había ordenado hacer, la noche anterior. Lilia se mantuvo firme y esperó por él, diciéndose a sí misma que era simplemente por el placer de decirle que se fuera. ―Buenos‖ días.‖ ―Esa‖ voz‖ podría conducir fácilmente Lilia a caer en la tentación, así como darle ideas de qué hacer una vez que llegó. Se inclinó ante ella y le ofreció su codo, como si hubieran acordado reunirse. El hombre estaba tranquilo, ella le daría eso. Y simplemente estar en presencia de tanta testosterona hacia a Lilia aflojar las rodillas. Ella necesitaba tener una cita. O aflojar el corsé. Un brillo apareció en sus ojos, como si adivinara sus pensamientos. Lilia respiró

Foro Purple Rose

Página

problema. Ella puso la mano en el hueco de su codo y sintió los músculos de su

84

hondo, a sabiendas por los latidos de su corazón que estaba en un gran


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

brazo flexionado bajo sus dedos. Incluso el brazo del hombre le daba escalofríos. Lo que ella realmente necesitaba conseguir era un poco de sexo. Mucho sexo. Pronto. Tenía que averiguar dónde estaba la franja del placer en Nuevo Gotham, antes de la final de la jornada y comprar un regalo para sí misma. Sacó la mano de su codo, extrañando el contacto inmediatamente y simplemente caminó a su lado. Que la puso lo suficientemente caliente. ―¿Duermes‖ bien,‖ Lil?‖ ―Usó‖ su‖ nombre‖ de‖ forma‖ tan‖ atractiva‖ como‖ lo‖ había‖ hecho la noche anterior. Desgraciadamente, sus palabras le recordaron sus sospechas. ―¿Debería‖hacerlo?‖―preguntó,‖sin‖importarle que su tono fuera fuerte. Montgomery se puso a caminar a su lado, pero Lilia no había esperado otra cosa. Este era el tipo de hombre que siempre conseguía lo que venía a buscar. Él aparentemente había venido a hablar con ella, así que salvo una catástrofe nuclear, qué estaba fuera de cuestión en la República a finales del siglo XXI, hablaría con ella antes de irse. Lilia admiró esa determinación, aunque ella se moriría antes de confesar tanto a él o nadie más. ―¿No‖tomas‖transporte?‖ ―El‖mejor‖ejercicio‖es‖caminar.‖ ―Depende‖de‖lo‖lejos‖que‖vayas. Lilia no dijo nada. Ella lo dejó trabajar por ella. Él‖se‖aclaró‖la‖garganta.‖―¿Hasta‖dónde‖vas‖caminando? Lilia‖ sonrió‖ dulcemente.‖ ―No‖ lo‖ sé.‖ Es‖ un‖ hermoso‖ día‖ y‖ estoy haciendo turismo. Su‖ escepticismo‖ era‖ evidente.‖ ―Pensé‖ que‖ había‖ venido‖ a‖ Nuevo‖ Gotham‖ por‖

Foro Purple Rose

Página

―La‖conferencia,‖por‖supuesto.‖

85

otras razones.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Ése‖ no‖ es‖ todo,‖ Lil.‖ Si‖ vas‖ a‖ Breisach‖ y‖ Turner‖ esta‖ mañana,‖ tienes‖ aproximadamente ocho bloques, a la derecha. Quizás el transportador pueda ser una buena opción.

Foro Purple Rose

Página

86

El Explorador Coral.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

VI

Traducido por Belentxu Corregido por pimienta

A

nte la teoría acertada del detective, así como la convicción que traslucían sus palabras, el corazón de Lilia se detuvo, para

inmediatamente después, galopar y dejar a Lilia en el camino. Montgomery había adivinado la auténtica razón de su viaje. No era de extrañar. Probablemente, el nombre de Gid habría resaltado junto al de Lilia en el ordenador de Montgomery, quien era lo suficientemente inteligente como para haberlos relacionado sin que éste le hubiera proporcionado un servicial hipervínculo entre ellos. ―No‖sé‖de‖qué‖est{s‖hablado‖―mintió Lilia―. Yo solo he salido a dar un paseo. ―Buena‖ elección‖ ―dijo él en voz queda―. Nadie podrá escucharnos por casualidad si tomamos este camino. Era un comentario sorprendente si se tenía en cuenta de quién procedía. Lilia se preguntó que sería lo que Montgomery querría discutir con ella que no querría que registraran las muchas cámaras y grabadoras de la República, rumores y espías. Ella alzó la mirada para echarle un vistazo y vio qué no llevaba ningún micrófono en la oreja. ¿Por qué había venido a buscarla? ¿Qué es lo que no quería que nadie viera? Su corazón empezó a latir un poco más rápido. ―¿Dónde‖est{‖tu‖monitor? ―Debo‖de‖haber‖olvidado‖ponérmelo‖esta‖mañana. ―Creía‖que‖estaban‖incrustados‖quirúrgicamente. Él se encogió de hombros. ―A‖veces‖se‖lleva‖suelto. Lilia se detuvo. ―Creía‖que‖el‖hecho‖de‖que‖un‖agente‖de‖la‖policía‖se‖quitara‖el‖

Foro Purple Rose

Página

República. Por vuestra propia seguridad, por supuesto.

87

monitor de la oreja por voluntad propia está en contra del código de la ley de la


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Esa media sonrisa de Montgomery volvió a aflorar a sus labios, provocando una cadena de reacciones bajo la piel de Lilia. ―La‖República‖no‖tiene‖por‖qué‖saberlo‖todo‖sobre‖mí. Lilia estaba sorprendida. La impresión que se había llevado de Montgomery no era de un quebrantador de reglas; pero ahí estaba, quebrantando una. Una muy importante. ―Creo‖que‖esa‖es‖una‖opinión‖que‖podría hacer que te despidieran. Él la miró fijamente por toda respuesta. De pronto, Lilia tuvo un mal presentimiento. Se daba cuenta de que había algunas cosas que las autoridades podrían preferir no registrar ni archivar. Montgomery era el tipo de persona que se quitaría su monitor si así se lo ordenaban y no como un acto de rebeldía. Lilia tenía experiencia suficiente en eso de meterse en líos como para no reconocer el panorama al que había ido a parar. Ella se deshizo de Montgomery y caminó algo más rápido, ya que no le gustaba que no vigilaran lo que fuera que él intentara decirle (o hacerle). Él, por supuesto, ajustó su paso al de ella, con una larga zancada por cada tres de sus pasos remilgados. Lilia intentó caminar más deprisa pese a sus tacones. ―Imagino que has venido a cerciorarte de que me han persuadido para que vea las cosas a tu manera ―¿De‖qué‖manera? ―Eso‖ de‖ que‖ estar‖ en‖ el‖ lado‖ equivocado‖ de‖ la‖ República‖ es‖ una‖ situación‖ indeseada. Él estaba visiblemente sorprendido. Una mujer más crédula que Lilia podría haber pensado que Montgomery estaba lejos de haberse entrometido en su pequeño comité de bienvenida. Lilia, sin embargo, sospechaba que aquella era una sorpresa fingida. ―No‖ finjas‖ que‖ no‖ sabes‖ nada‖ acerca‖ de‖ mi‖ encontronazo‖ con‖ el‖ S&D de anoche. ―¿Qué‖encontronazo?

Foro Purple Rose

Página

88

Demasiado bueno para ser cierto.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―La‖ S&D me dio una paliza, y no hagas como si no lo supieras. Fue una advertencia para jugar según las reglas de Nueva Gotham; solo para darle un poco de énfasis a la advertencia verbal que me diste y que no tuve en consideración. Lilia siguió adelante. Junto a ella, Montgomery se abría paso a zancadas que lograban que pareciera que el paso de torbellino de Lilia fuera fluido. Ella estaba sofocada, enfadada y asustada y él se mostraba impasible, lo que hacía que ella tuviera ganas de darle un puntapié. ―¿Saliste‖herida? Ella le dedicó una mirada letal. ―No‖te‖hagas‖el‖compasivo‖cuando‖fuiste‖tú‖quien‖dio‖la‖orden. ―No‖fue‖culpa‖mía. ―¿No?‖¿Y‖de‖quién‖fue? Él frunció el ceño. ―Suntuosidad‖ y‖ Decencia‖ no‖ responden‖ ante‖ nadie.‖ Y‖ debes‖ admitir‖ que‖ te‖ exponías al riesgo al vestir tu seudo-piel.‖Esperaba‖que‖fueras‖m{s‖sensata< Lilia no iba a soportar a una clase sobre cómo el incidente había sido culpa suya o cualquier indicio de que se había llevado lo que merecía. Su madre le había enseñado todo lo que sabía. ―¡Venga‖ya!‖―Lilia interrumpió a Montgomery con una fuerza que, al parecer, le sorprendió― ¡Mira a tu alrededor! Esta es una zona de turistas atestada de gente de fuera que llenan despreocupadamente las arcas de la ciudad, así como contribuyentes de clase media que van trotando a trabajar, lo que también repercute en las arcas de la ciudad. Este no es el territorio habitual del S&D . Dar palizas a turistas y contribuyentes no da buena publicidad. Lilia vio el pestañeo de duda más desnudo en los ojos del hombre. Entonces, justo ante sus ojos, él se transformó en Montgomery, el inspector de policía; lo que era un fastidio porque a ella le gustaba mucho más su gemelo malvado.

especialmente paciente.

Foro Purple Rose

Página

Lilia no había dormido lo suficientemente bien, como para comportarse

89

―S&D hace‖sus‖rondas‖por‖todas‖partes,‖sin‖avisar<


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No‖ malgastes‖ mi‖ tiempo‖ con‖ ch{chara‖ vacua,‖ Montgomery.‖ Me‖ estaban‖ esperando lo que significa que les había dado el soplo alguien, alguien que no solo sabía que yo regresaba al hotel, sino también lo que llevaba puesto ―Lilia extendió sus manos―. Lo siento, pero aquí no hay muchos candidatos para el soplón del día. Tú ganas. Gracias por nada. Los ojos del policía se estrecharon: ―Yo‖no‖fui,‖Lil. Aquello consiguió que Lilia se enfadara tanto, que estuviera tentada de creerle. ―Supongo‖que‖has‖venido‖a‖mirar‖mis‖cardenales,‖pero‖no‖estoy‖por‖la‖labor‖de‖ jugar al enseñar-y-contar, incluso si esta minucia logra que sometas a presión tu pseudo-piel, ―él se ruborizó apenas ligeramente―. Que tengas un buen día, Montgomery. Lilia se dio la vuelta de manera que sus falsas hicieron un movimiento rápido y siguió adelante. Le hubiera dejado allí, pero Montgomery no iba a dejar que pasara nada de eso. Qué sorpresa. Ella escuchó sus pasos acercarse, y entonces él, la agarró por el codo, y la exhortó a caminar más despacio. A ella le hubiera gustado resistirse, pero sabía que tenía todas las de perder. Lilia era alta, pero él, lo era más; ella era musculosa, pero él lo era más. Podía ser tan irritante de‖tantas‖formas<‖Lo‖peor‖ que era que Montgomery no la hubiera dejado ganar como a menudo había hecho Gid. Después de todo, no iba a ver ningún premio erótico por ser caballeroso. Aquello agrió el humor de Lilia todavía más. ―Malditos‖tacones‖―masculló ella, y él reprodujo un sonido que podría haber sido una risa ahogada. Un espejismo de sonrisa afloró a sus labios antes de que el servicio activo la disipase. Ella se permitió despotricar un poco en contra del código de la Decencia―. Nunca hubieras podido atraparme de no ser por ellos. ―Yo‖no‖estaría‖tan‖segura‖de‖eso. ―Los‖tacones‖ralentizan‖mi‖paso,‖de ahí que lo diga, por supuesto ―Lilia sabía que sonaba como su madre y le daba igual―. Nadie quiere que las mujeres sean

Esta vez, Lilia se mostró escéptica.

Foro Purple Rose

Página

―Y‖yo‖que‖estaba‖a‖punto‖de‖hacerte‖un‖cumplido‖por‖tu‖aspecto<

90

capaces de correr. Ninguno de vosotros volveréis a tener la misma suerte jamás.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No‖me‖tomes‖por‖tonta.‖A‖ti‖te‖gustaba‖más la pseudo-piel. Montgomery se rió entre dientes. Era irrefutable. Lilia alzó la vista incrédulo solo para encontrarle a él sonriendo abiertamente. ―Culpable‖―dijo y le guiñó el ojo. El gemelo malvado había vuelto. Lilia lo sabía por cómo su pulso se había incrementado. No estaba cerca de ser tan inmune a su auto-proclamado encanto como hubiera sido prudente. Qué más daba el reparo. Estaba atónita de lo joven que Montgomery parecía cuando sonreía, pero quizás no tan sorprendida de que resultara más sexy. Era mucho, mucho más fácil contemplar la posibilidad de coquetear con él –o hacer algo más que coquetear con él –cuando su gemelo malvado andaba cerca. Montgomery se inclinó hacía ella y el tono de su voz se hizo más y más grave hasta llegar a un timbre que originaba pequeños terremotos en el vientre de Lilia. O quizás los terremotos estuvieran un poco más hacia el sur. ―Yo‖no‖los‖envié,‖Lil‖―él levantó el velo de Lilia hasta el borde de su sombrero como si él sedujera mujeres en plena luz del día continuamente y Lilia sólo quería que se diera prisa. Ni siquiera podía apartar los ojos de los suyos―. Te lo juro. Él se puso la mano sobre el corazón con sus dedos enguantados; sus ojos despedían un destello de sinceridad y se pasó la yema de sus dedos sobre los labios. Entonces, tocó con la yema de sus dedos los labios de Lilia. Allí mismo en la calle. El corazón de Lilia se paró en frío. Él mantuvo sus dedos contra los labios de ella mientras su mirada la recorría. Todo el aire dejó sus pulmones; le entraron sudores y a continuación, una serie rápida de escalofríos. Lo peor de todo era que ni siquiera podría culpar la escasa familiaridad de su corsé. Era Montgomery el que le estaba haciendo esto a propósito, y ella no podía detenerle. Sintió la suavidad del cuero de imitación de sus guantes deslizarse cuidadosamente por sus labios; aspiró el aroma de su piel; se fijó en la manera en que sus pestañas oscuras salpicaban el contorno de sus ojos de un verde

completamente. Tenía que ser ilegal que un hombre hiciera vibrar el nombre de

Foro Purple Rose

Página

tendría que decir su nombre como antes: Lil. Eso cerraría el juego

91

increíble. Estaba segura de que iba a besarla. Quería que la besara. Montgomery


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

una mujer por la lengua como una caricia o un ronroneo. Como si estuvieran tendidos juntos en la cama sin hacer nada, con las sábanas enredadas alrededor de sus cuerpos desnudos después de una noche del mejor tipo de esfuerzo físico. Tenía que alejarse de él para poder pensar. Ella hizo el esfuerzo lentamente y tomó la mano enguantada en la suya, levantando los dedos de Montgomery lejos de sus labios. El movimiento no funcionó como hubiera deseado porque Montgomery mantuvo la conexión: volvió su mano y cogió los dedos de Lilia entre los suyos como si fueran amantes. La mano se cerró alrededor de la de ella y sus ojos se oscurecieron confiriéndole la penetrante mirada de un hombre en una misión erótica. ¿Lo era? Lilia se sintió enrojecer, observó cómo él sonreía y supo que ella se hundía rápidamente. Tiró de su mano un poquito y Lilia sintió cómo la colocaba contra el pecho del detective, buscando a la heroína que ella no era en cada rincón. Antes de que pudiera retroceder, él se inclinó y paseó sus labios por los de ella. Fue un beso suave, un beso burlón, un beso que pretendía que Lilia diera rienda suelta a su ansia. Lilia deseó que no hubiera funcionado tan bien. Pero Montgomery, estaba segura, había jugado antes a este juego en particular. Y otra vez, ella también. ―Vale‖―dijo ella intentando sonar indiferente, serena y sin afectarse ni por el beso, ni la proximidad del agente―. Hagamos como si no los hubieras enviado por el momento. Pongámonos en el hipotético caso de que no sea así. ¿Por qué no te sorprendiste cuando lo mencioné entonces? Las pestañas de Montgomery, bajas, oscuras y delgadas, rozaron y escondieron las esmeraldas de sus ojos. Parecía todavía dormido o absorto, tenía a Lilia fascinada cuando sonó su voz grave: ―Vi‖los‖cargos‖que‖aparecieron‖en‖tu‖expediente‖anoche. Estaba tan ocupada observándolo que le tomó un momento entender lo que había dicho. Antes de poder replicar, Montgomery se acercó más y volvió a besarla. Esta vez no fue fugaz o burlón. Él la degustó, la saboreó, la dejó

expediente. Como polizonte, él tenía acceso al banco de datos central donde el

Foro Purple Rose

Página

luchó para pensar con claridad. Por supuesto que él había visto los cargos en su

92

jadeando. Lilia cerró los ojos cuando él levantó los labios de los suyos, tragó y


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

gobierno almacenaba todos sus chismes acerca de sus leales ciudadanos. Incluso los chismes de los ciudadanos desleales como Lilia estaban allí. ―Creí‖que‖solo‖te‖habían‖multado,‖no‖que‖te‖hubieran‖atacado. Él colocó la mano de Lilia sobre su pecho, de manera que las yemas de sus dedos volvieran a apoyarse sobre el corazón. La palma de la mano de ella se extendía frente al pecho de él, atrapada bajo la mano del inspector que era de mucho mayor tamaño. Él aparentaba que eran una pareja coqueteando, tal vez para distraer la atención, pero Lilia se derritió cuando sintió los fuertes latidos de su corazón bajo las puntas de sus dedos. Estaba latiendo tan rápido como el suyo. Se preguntó hasta dónde llegaría él con su ataque amoroso y estaba preparada para averiguarlo. No sólo porque hubiera sido más barato que ir a la periferia del placer. Lilia intentó concentrarse en los negocios. ―¿Y‖por‖qué‖estabas‖rebuscando‖en‖mi‖expediente‖anoche? Él se inclinó hacia ella incluso más cerca y susurró: ―Para‖decidir‖qué‖probabilidad‖había‖de‖que‖estuvieras‖mintiendo. La respiración del detective recorrió su mejilla, revolvió sus cabellos, entorpeció su equilibrio. ―¿Cómo? Montgomery la estudió mientras le echaba una mirada cálida. ―Examinando‖ tu‖ historia‖ y‖ todo‖ lo‖ que‖ se‖ ha‖ escrito‖ y‖ registrado‖ sobre‖ ti.‖ Buscando patrones de comportamiento. Tenía sentido y Lilia empezaba ya a entender que Montgomery era una criatura de la lógica. Bueno, ella se había casado con una y había vivido para contarlo. ―¿Y?‖¿Qué‖conclusión‖sacaste? Él apartó la mirada, pensativo. Su pulgar se deslizó por la el dorso de la mano de Lilia, lanzando un ejército de escalofríos incluso a través de las barreras de cuero de imitación entre ellos. ―Me‖parece‖que‖crees‖en‖lo‖que‖me‖contaste‖sobre‖el‖mutante.‖Y‖me parece que

acerca de tus motivos para visitar Nuevo Gotham, Lil.

Foro Purple Rose

Página

que había más―: También me parece que no estás diciendo toda la verdad

93

estabas asustada. ―Hizo una pausa y Lilia alzó la mirada al darse cuenta de


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿Yo?‖ ―Lilia fingió sorprenderse, bastante bien probablemente. Cuestión de pr{ctica―.‖¿Qué‖te‖hace‖pensar‖algo‖así? ―Tu‖expediente. ―¿Qué‖pone? El tono de voz del inspector se volvió rígido y él retrocedió. Lilia sintió la ausencia de su calor corporal inmediatamente. ―Ningún‖ ciudadano‖ de‖ la‖ República‖ tiene‖ derecho‖ a‖ tener‖ completo‖ acceso‖ a‖ los datos que guarda la República para protegerla del mismo ciudadano o de cualquier‖otro< ―Si‖ supieras‖ lo‖ exasperante‖ que‖ es‖ esto,‖ harías‖ mejor‖ en‖ no‖ soltarme‖ el‖ rollo sobre el código de la ley ―gruñó Lilia. Esta vez ella era la que estaba marcando las pautas―. Es malo para tu salud, Montgomery. ―Tú‖sueles‖soltarme‖el‖rollo‖legal. ―He‖pasado‖p{gina. Él arqueó la ceja con expresión maliciosa. ―¿Cómo‖ pretendes‖ afectar‖ mi‖ salud?‖ ¿Acaso‖ llevas‖ tu‖ l{ser‖ a‖ mano‖ esta‖ mañana? ―¿Qué‖te‖pensabas?‖¿Acaso‖te‖dejas‖el‖tuyo‖en‖casa? Él miró a Lilia de arriba abajo, y ella tuvo la impresión de que había estado esperando una escusa para hacerlo. ―No‖lo‖veo. ―Sorpresa,‖ sorpresa.‖ ¿Qué‖ dice‖ el‖ código‖ del‖ S&D

sobre las mujeres con

contenedores de calor visibles? Él se calló, pero sonrío. Por eso, Lilia supo que él no tenía intención de confiscar su arma. Él dejó de caminar a su vera, como si le estuviera dando tiempo para recordar lo que él había dicho y para considerarlo. ¿Qué podría poner en el expediente de Lilia? Le daba miedo saberlo.

modo, no me pondrás al corriente de información confidencial.

Foro Purple Rose

Página

―Vale.‖Te‖diré‖lo‖que‖hay en el expediente y tú me dirás si he acertado. De ese

94

Lilia intentó darle otro enfoque.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Ni‖siquiera‖tengo‖porque‖acceder‖a‖eso. Lilia se tomó su tiempo para respirar. ―Pero‖quieres‖algo.‖Por‖eso‖est{s‖aquí. ―Puede‖que‖quisiera volver a verte. Ella se echó a reír de lo sorprendida que estaba. ―No‖se‖trata‖de‖eso.‖Quieres‖hacer‖un‖trato‖extraoficial,‖de‖manera‖que‖dejaste‖ tu atento micrófono en la oficina. No desperdiciemos las luces diurnas y negociemos de una vez. Él le otorgó una mirada lenta. ―No‖todo‖es‖negociable,‖Lil. ―¿Qué‖es‖lo‖que‖quieres‖de‖mí? Si Lilia hubiera pensado que obtendría una respuesta obvia, iba a llevarse una tremenda decepción. Montgomery apartó la mirada y la posó sobre Lilia de nuevo. Habló casi en susurros: ―Quiero‖saber‖por‖qué‖crees‖que‖la‖muerte‖de‖Fitzgerald‖no‖fue‖una‖accidente.‖ Quiero saber lo que vas a hacer al respecto. Su sonrisa resplandeció con malicia cuando ella lo miró atónita. ―Y‖también‖quiero‖saber‖si‖tienes‖tatuajes. Lilia pestañeó y Montgomery supo que la había sorprendido. No se había ilusiones de que ella no le hubiera entendido. Tampoco se hacía ilusiones de que ella accediera de buena gana a confiar en él. Se demostró que estaba en lo cierto respecto a ambas apuestas cuando ella se volvió bruscamente para mentir: ―No‖sé‖de‖qué‖hablas. ―¡Venga‖ ya!‖ ―dijo él citando las palabras de Lilia―. Sabes algo y has aceptando la ocasión de la entrega del premio en el nombre de Fitzgerald como escusa para acercarte al lugar de su muerte.

―¿Qué‖encontraste‖en‖su‖PDA,‖Lil?

Foro Purple Rose

Página

hubiera escuchado.

95

Los labios de Lilia estaban sellados y ella siguió caminando como si no le


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella lo miró de frente. ―Ya‖debes‖saberlo.‖¿No‖lo‖leyó‖nadie? ―Ahí‖solo‖había‖una‖parte‖de‖los‖datos:‖el‖nombre‖y‖la‖dirección‖de‖una‖marca‖ llamada Breisach and Turner. Eso no tiene sentido. Incluso la identificación del sector ha sido borrada. ―Lo‖sé. ―¿Cómo?‖¿Qué‖lector‖usaste? Ella sonrió levemente y Montgomery supo que diría algo inesperado. Ella levantó‖su‖mano‖izquierda‖y‖el‖PDA‖incrustado‖en‖ella.‖―Compartí‖datos,‖ por supuesto. ―Anoche‖dijiste‖que‖no‖compartirías‖datos‖con‖un‖cad{ver. ―El‖ cad{ver‖ de‖ Gid‖ ya no estaba conectado a su PDA ―ella se encogió de hombros―. Era un PDA limpio dentro de una caja cuando lo recibí. Por supuesto. ―Pero‖ podría‖ haber‖ instalado‖ un‖ programa software con virus ―dijo Montgomery, incapaz de ocultar su desaprobación―, podrías haber sido infectada< ―Era‖ de‖ Gid‖ ―interrumpió ella con ira― ¿De verdad piensas que él tendría cualquier cosa que no hubiera compartido conmigo ya? Sus miradas se cruzaron y sostuvieron por un momento cargado de tensión y Montgomery quiso preguntarle sobre su matrimonio, su relación, sus sentimientos por Fitzgerald. Qué más daba lo que Fitzgerald supiese, incluso si le‖había‖hecho‖que‖lo‖mataran<‖Él‖quería‖saber‖cómo‖se sentía Lilia respecto a Fitzgerald. Pero no tenía justificación posible para preguntar si ella había estado enamorada de su marido o no. Rachel le hubiera dicho que se despreocupara. La había escuchado durante un buen rato aconsejándole sobre no llegar a involucrarse emocionalmente con los humanos. Había algo sobre su valiente vulnerabilidad, sobre su mortalidad, que le tiraba del corazón. Lilia tiraba de él y mucho más. Ella volvió a alejarse de él, dándole la espalda. Montgomery

―Responde‖una‖cosa‖para‖mí.

Foro Purple Rose

Página

señal menos que desalentadora.

96

volvió a reclamarla por el codo una vez más. Ella se opuso al contacto, una


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No‖tengo‖qué‖responder‖nada‖para‖ti. ―Entonces‖responde‖una‖pregunta‖hipotética‖para‖mí.‖Extraoficial. Ella le dedicó una mirada: ―¿Extraoficial?‖¿Existe‖algo‖parecido‖en‖Nuevo Gotham? Montgomery tocó la oreja donde debería haber estado su micrófono. ―Puede‖hacerse. ―Podrías‖llevar‖otros‖utensilios‖de‖grabación‖contigo. ―Estoy‖fuera‖de‖servicio‖―él sostuvo su mirada―, te lo juro, Lil. Ella se lo pensó con ojos indecisos. ―Puedes preguntar lo que quieras ―dijo ella finalmente―, yo no tengo por qué responder. ―¿Has‖ visto‖ alguna‖ vez‖ un‖ programa‖ software‖ de‖ virus‖ que‖ pueda‖ borrar‖ el‖ sector‖ de‖ identificación‖ de‖ un‖ PDA?‖ ―Él‖ sintió‖ cómo‖ ella‖ vacilaba,‖ así‖ que‖ continuó―: Porque no. El borrado de los datos de su PDA me sorprendieron. No sabía que podía hacerse. Ella hizo una pausa; después, respire profundamente. ―No,‖ nunca‖ ―cuando‖ él‖ esperó,‖ ella‖ siguió―: Ni siquiera he oído que sea posible. ―¿Ni‖ siquiera‖ en‖ la Frontera? ―Lilia sacudió la cabeza de forma que él la creyera. Ella era la clase de persona que sabría todo tipo de programas pirata. ―¿Había‖ cualquier‖ otro dato enterrado u oculto en la PDA? Los ojos de Lil centellearon ante la sugerencia. Montgomery sabía que la estaba perdiendo―. ¿Tienes un programa de interrogación instalado en tu PDA? ―No‖diré‖nada‖m{s‖si‖no‖es‖en‖presencia‖de‖un‖abogado. ―Lili<‖ ―él la exhortó a pararse. Ella no quería acceder fácilmente y varias personas les miraban con recelo. Él la arrastró hacia él, con las manos por los hombros como si fueran amantes en medio de una disputa. Los labios de Lilia se abrieron, pero seguía habiendo fuego en sus ojos. Él hizo de su voz un tu PDA?

Foro Purple Rose

Página

97

susurró― ¿Tienes o no tienes un programa pirata de interrogación instalado en


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella comenzó a deshacerse de su agarre. ―Déjame‖ir.‖No‖tengo por qué hablar contigo sobre esto. ―Extraoficialmente. Ella lo miró con clara sospecha. ―Incluso‖si‖es‖así. Montgomery siguió hablando, esperando que pudiera persuadirla a confiar un poco en él. ―‖ Porque‖ NGPD‖ no‖ podía‖ encontrar‖ nada‖ m{s‖ all{‖ de‖ la‖ dirección. Todos los sectores estaban vacíos, según a la rutina de interrogación ¿Hay algo incrustado en él, algo enterrado que pudiera pasársele a un programa de interrogación oficial? Ella estudió a Montgomery durante un minuto largo. ―¿Desde‖cu{ndo‖le‖importa a nadie la muerte de Gid a parte de a mí? ―No‖creo‖que‖su‖muerte‖fuera‖un‖accidente. La mirada de ella centelleó. ―¿Por‖qué? Montgomery se encogió de hombros porque él no podría contarle toda la verdad. ―Me‖huele‖a‖chamusquina. ―Eso‖no‖es‖muy‖persuasivo ―murmuró ella e hizo amago de marcharse. ―Hay‖algo‖en‖tu‖expediente‖―dijo él―. Cuéntame lo que sabes y yo te diré lo que sé. Ella le devolvió la mirada. ―Quiz{s‖no‖sé‖nada.‖Quiz{s‖est{s‖mintiendo. ―Quiz{s‖quieras‖asegurarte. Lilia sacudió la cabeza. Después levantó su mano izquierda mostrando su PDA.

una supervisión aleatoria del PDA de un ciudadano.

Foro Purple Rose

Página

―Adelante,‖búscame.‖Los‖dos‖sabemos‖que‖no‖necesitas‖una‖orden‖judicial‖para‖

98

El despliegue destelló a través de la ventana del guante de Lilia.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿Est{s‖sugiriendo que compartamos datos en público? Ella sonrió con timidez. ―A‖algunas‖personas, les gusta. A Montgomery su expresión le trajo a la memoria el tatuaje y le envió calor poco grato a través de su sangre. Al mismo tiempo, admiró la audacia de Lilia. ―Los dos sabemos que no encontraré nada si lo hago. ―Porque‖no‖lo‖sé,‖después‖de‖todo.‖Caso‖cerrado. ―Est{‖ en tu cabeza, Lili; no en tu PDA ―era‖ solo‖ una‖ conjetura,‖ pero‖ cómo‖ Lilia tomó aire rápidamente le confirmó que estaba en lo cierto―. Es una información demasiado importante para que la almacenes donde nadie pueda alcanzarla con o sin tu consentimiento. Él se dio cuenta del impacto que habían tenido en ella sus palabras. A continuación, ella cuadró sus hombros. No era habitual entre la gente el usar el equipo con el que habían nacido, la mayoría de las veces confiaban exclusivamente en el PDA instalado para recordar todo, y él admiraba que tuviera recursos y lógica. ―Creía‖que‖ya‖habías‖tenido‖acceso‖a‖mi‖expediente‖y‖decidido‖que‖era‖sincera.‖ No te expones al riesgo de que yo mienta entonces, ¿no? ―No.‖ Tuve‖ acceso‖ a‖ tu‖ expediente‖ y‖ decidí‖ que‖ no‖ mentías‖ sobre‖ el‖ asesinato‖ del mutante. También anoté que estás inclinada a ser un poco más oportunista y que tienes más motivaciones propias que la mayoría de los cazadores de mutantes. Ahí tenemos un patrón de comportamiento fuerte ―él hizo una pausa, arqueó su ceja y la agarró―. Quizás es por la recompensa. ¿Es sobre el precio de lo que estamos regateando aquí? Lilia se disgustó, justo como él esperaba. ―¿Te‖est{s‖ofreciendo‖a‖pagarme? ―No‖con‖creds. ―Est{s‖intentando‖chantajearme.

Foro Purple Rose

Página

―Hay‖algo‖en‖tu‖expediente.

99

Montgomery sostuvo su mirada.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Pero no lo había persuadido. Ella sacudió un dedo bajo la nariz del policía. ―No.‖Est{s‖intentando‖usar‖mi‖propio‖miedo‖contra‖mí.‖Lo‖sé‖porque‖he‖usado‖ ese truco antes y es uno bastante bueno. ―¿Segura? Cogió aire de una vez y él la vio llegar a la conclusión de que tenía poco que perder. Ella era mucho menos rebelde de lo que le gustaba hacer creer: él ya era plenamente consciente de que lo que la había llevado a aquel profundo sentido de lo correcto y a al comportamiento temerario a la hora de desafiar la ley o a la República en lo que concernía a los principios morales. Era tanto estúpido como noble y él lo encontraba intrigante. Y peligroso. Había dos posibilidades: O bien Lilia sabía la verdad sobre la muerte de Fitzgerald o bien sabía la vedad suficiente como que pusiera todos los medios a su alcance, ya fueran legales o ilegales, para enterarse del resto. Montgomery estaba bastante seguro de que la viuda tenía un inventario considerable de herramientas de esa clase en la manga, así como para hablar. De un modo u otro, Lilia iba a desenterrar la verdad sobre la muerte de su marido, podría destapar la verdad que era importante para Rachel. No había sido cuestión de azar que Fitzgerald no hubiera sido un suicida. No era cuestión de azar que Lilia se hubiera metido en líos en Nueva Gotham. Montgomery quería hacer lo que pudiera para prevenirlo. Por un bien mayor, por supuesto: completar su misión. Al mirarla Montgomery, Lilia se cruzó de brazos y comenzó a relatar sus datos vitales. ―Mi‖ expediente‖ dice‖ que‖ soy‖ Lilia‖ Desjardins,‖ ciudadana,‖ hija ilegítima de Lillian Desjardins, de padre desconocido; nacida en el año 2064 en Minneapolis; viuda de Gideon Fitzgerald. Dice que me gradué en el Instituto de Estudios Radiactivos en el año 2090, summa-cum-laude, y fui admitida en la Sociedad de darwinistas nucleares ese mismo año. Probablemente dice que he superado la tercera carrera para la que trabajé durante dos años en la Sociedad y que desde entonces he trabajado para el circo de la Frontera Norte. ―Hasta‖ahí,‖bien.

incluya la última medida registrada de la longitud de mi pelo.

Foro Purple Rose

Página

dirección y otros detalles personales ―Lilia sacudió la cabeza― probablemente

100

―Probablemente, mis capturas y asesinatos también están ahí, así como mi


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Ciento‖ siete‖ centímetros ―corroboró Montgomery―. Aunque me pareció más largo anoche. ―Se‖acerca‖el‖día‖de‖mi‖revisión‖anual. ―El‖nueve‖de‖diciembre.‖Deberías‖pedir‖cita‖ya. Lilia lo fulminó con la mirada y Montgomery contuvo sus ganas de sonreír. Le gustaba que ella no tuviera miedo a expresar su opinión. Aunque estaba demostrado que le había costado caro en el pasado. Se puso serio porque sabía que podría volver a suceder en el futuro. La mentira que había encontrado en el expediente de la cazadora de mutantes apuntaba a que tenía poderosos enemigos. Lilia contuvo la respiración y apartó la mirada para ir a posarla sobre su pie. ―Probablemente‖diga‖que‖estuve‖casada‖con‖Maximilian‖Blackstone,‖entonces‖ gobernador del quincuagésimo tercer estado, ahora uno de los candidatos a la presidencia de la República. ―Así‖es,‖―Montgomery‖se‖decidió‖a‖preguntarle,‖―¿es cierto? ―Por‖ supuesto.‖ Se ven los carteles de la campaña electoral de Max por todas partes. ―Me‖refiero‖a‖eso‖de‖que‖estuvieras‖casada‖con‖él. ―Yo‖ tenía‖ dieciséis‖ años;‖ él,‖ casi‖ cuarenta.‖ Max‖ era‖ un‖ hombre‖ adinerado‖ y‖ poderoso y yo tenía un buen culo. Era el destino. Sintió unas ganas terribles de preguntar: ―¿Era‖amor? Ella suspiró: ―El‖amor‖es‖para‖los‖novatos‖y‖los‖inocentes,‖Montgomery. ―¿No‖para‖ti? Ella esbozó una sonrisa forzada. ―Yo‖ya‖estoy‖escarmentada. No le podía tomar el pelo a Montgomery. Nadie habla con amargura del amor idealista si no siguen siendo, por lo menos en cierto grado, idealistas.

―Si‖hubiera‖sabido‖lo‖que‖sé‖ahora,‖los‖beneficios hubieran sido mayores.

Foro Purple Rose

Página

Lilia se echó a reír, aunque sonaba más enfadada que alegre:

101

―¿Lo‖tuyo‖con‖Maximilian‖te‖resultó‖beneficioso‖a‖nivel‖económico?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery entornó los ojos: ―¿Cu{nto‖mayores? ―¿Est{s‖negociando‖por‖las‖candidaturas‖a‖la‖presidencia? ―Sólo tengo curiosidad. ―Pues‖gu{rdate‖para‖ti‖tu‖curiosidad,‖Montgomery.‖Es‖vulgar. Él no supo qué decir. Le había tocado la fibra sensible, pero no sabía cuál. Caminaron en silencio hasta la entrada a las zonas de las profundidades y las cintas transportadoras de siempre que les aguardaban en el nivel superior. Un evangelista estaba expresando la convicción de que Satán caminaba entre ellos. La mayoría de los viandantes daban vueltas a su alrededor y lo ignoraban a él y a su descarga gratuita. Unos poco, sin embargo, se paraban para hacer una adquisición furtiva de la descarga. Montgomery se aclaró la garganta: ―¿No‖hay‖m{s‖conjeturas‖sobre‖tu‖expediente? ―¿Quieres‖decir‖que‖hay‖m{s? Él asintió. Lilia cerró el puño con brusquedad. ―Quiz{s‖ haya‖algún‖ hipervínculo‖a‖esas‖ historias‖de‖ las‖ noticias‖acerca‖de‖ los‖ ángeles-mutantes que capturé a principios de este año. Tuvo mucho impacto durante un día o así. Y tendría que haber un hipervínculo a la denuncia que me puso la Sociedad por el hallazgo, por no mencionar en los problemas que he tenido con ellos. Montgomery arqueó una ceja, esperando. Ella lo estudió el rostro del detective por un instante. ―No vas a convencerme de que ponga exponga mis intestinos por un mero tecnicismo. No creo que haya nada más en mi expediente, a menos que sea algo tan trivial que hasta haya podido pasárseme por alto. ―Te‖ equivocas ―le dijo él, muy cierto de lo que estaba hablando―. Es demasiado importante como para que lo olvides en caso de que sea cierto. En

que no debía estar ahí. Lo que significaba que era verdad. Montgomery se

Foro Purple Rose

Página

Él vio una pequeña rendija de miedo en la mirada de Lilia. Ella lo sabía, sabía

102

cualquier caso, creo que deberías saber lo que se dice de ti ahí.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

obligó a esconder la impresión que le había causado descubrir aquello. La niña estaba muerta, pero seguía considerándose un mutante. ¿Se habían llevado al bebé de Lilia de la sala de maternidad? Era una idea aterradora, algo que debía de haber sido devastador. Montgomery la miró con un renovado respeto. No todas las mujeres podrían haberse recuperado de una pérdida emocional semejante, ni mucho menos haber seguido luchando. Por otro lado... ¿cómo podía haberse convertido en una darwinista nuclear? ¿Acaso no habría tenido problemas estando codo con codo con quienes habían declaro mutante a su hija? Pero claro, el hecho de que trabajara para el circo y no para la Sociedad implicaba que ella no se adhirió a la lista de contactos de la Sociedad. ¿Acaso se habría enamorado de Fitzgerald y habría cambiado de parecer por su relación? Tenía algo más de sentido, lo que seguía sin ser suficiente. Lilia alzó la barbilla a modo de desafío: ―Entonces,‖adelante,‖Montgomery,‖cuéntame‖cu{l‖es‖mi‖gran‖secreto. ―¿Vas‖a‖compartir‖tu‖información‖conmigo‖o‖no,‖Lil?‖¿Es‖un‖trato? Ella sacudió la cabeza de inmediato y en realidad, él no se sorprendió de que rechazara su petición. Estaba decepcionado, sí, pero no sorprendido. ―No. No he tenido la oportunidad de estudiar tu expediente ni he decidido qué posibilidades hay de que me estés mintiendo. ―No‖tienes‖ese‖derecho. ―En‖ realidad,‖ no‖ lo‖ necesito.‖ He‖ visto‖ suficiente‖ como‖ para‖ saber‖ que‖ no‖ hay‖ manera de que hayas violado tu deber pronunciado para con la República. Ni en un millón de años. Tú tienes un plan de pensiones, apuestas sobre seguro ―ella respiró profundamente y le fulminó con la mirada―: Debes de haber pedido el poder quitarte el auricular de manera que ningún atisbo de suciedad se entrometiera como para que todo se viniera abajo. Esto es una mentira o un montaje o algo igual de desagradable que, a la larga, no resultará beneficioso para mí. Así que no hay trato. ―Me‖ parece‖ razonable ―asintió Montgomery secamente y se dio la vuelta―.

visión durante un buen rato. Cuánto más lejos pensara Lilia que estuviera,

Foro Purple Rose

Página

Sintió cómo ella le veía marcharse e hizo el esfuerzo de continuar en su línea de

103

Ya sabes dónde encontrarme si cambias de opinión.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

mejor. Entonces, Probablemente ya no le estaría buscando. Montgomery tenía cuatro horas antes de escribir el informe obligado por el deber y pretendía seguirá a Lilia cada minuto de esas cuatro horas. Esperaba estar cerca de ella para ayudarle cuando se encontrara cara a cara con los ineludibles problemas.

Foro Purple Rose

Página

104

Ya había empezado a pensar que era una remota posibilidad.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

VII

Traducido por cYeLy DiviNNa Corregido por masi

E

ra imposible. El secreto más oscuro de Lilia no podía estar en su expediente. Ella lo había prometido. Hacía años.

Montgomery estaba echándose un farol. Lilia sabía que tenía que ser así, pero todavía tenía un nudo de espantoso frío en sus entrañas. Sin embargo, ella no le daría la satisfacción a Montgomery de cambiar sus planes. Ella no era tan fácil de desconcertar. No ayudaba el que Lilia sospechara, profundamente, que ese último fragmento de datos era lo que Leith había hallado en la PDA de Gid. Ella tenía que Comprobarlo, aunque era muy consciente de que alguien podría haber previsto su reacción a un aislado fragmento de datos. Su madre habría sugerido que ella lo había provocado. Lilia no era tan paranoica. La mayoría de las veces. Nuevo Gotham estaba cambiando su perspectiva, rápidamente. ¿Cómo había ocurrido, exactamente, que sólo unos cuantos datos hubieran aparecido en la PDA de la mano izquierda de Gid? ¿Montgomery era el que guiaba los pasos de Lilia? ¿O deslizaba pistas falsas a través de su camino? Lilia deseaba que hubiera una manera de saberlo con seguridad. Lo más cerca que pudo entender, para resolver el misterio de la muerte de Gid, era la mejor forma de tratar con eso. Se humedeció los labios, notando el sabor del beso de Montgomery, y se estremeció por dentro.

parque pavimentado.

Foro Purple Rose

Página

La oficina de Breisach y Turner resultó estar en un edificio antiguo, frente a un

105

El hombre la estaba distrayendo, ya fuera por su apariencia, le concedería eso.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Los pocos árboles que rodeaban el parque parecían tristes, sus troncos sitiados por hormigón, sus ramas, valientemente, extendiéndose hacia el cielo. Lilia pensó en los árboles del casco viejo, de cualquier ciudad, empujando a través de las grietas del pavimento, y tuvo que admirar el optimismo implacable de la naturaleza. El vestíbulo del edificio estaba brillante, limpio, y desprovisto de naturaleza. Los números de serie de las empresas integradas estaban colocados al lado de los buzones, la lista escrita con una escritura impecable. Escritas a mano. Sobre el papel. Lilia se quedó mirando boquiabierta durante un momento la tecnología antigua. Trató de tocar el papel, pero estaba cubierto por un cristal de protección. Papel. Uh. El número 202 era la oficina de Breisach y Turner. Había un cartel de plástico sobre la puerta del ascensor que decía que estaba fuera de servicio. El cartel era tan antiguo que las letras de color rojo se habían decolorado y estaba recubierto por una capa de polvo. Lilia no esperaba otra cosa. Con el precio de la gasolina, las comodidades eléctricas eran escasas y el edificio probablemente no era lo suficientemente grande como para justificar el gasto para que los mutantes esclavos pusieran en marcha el ascensor. Ella empezó a subir revisando su historia inventada. Teniendo en cuenta que no sabía lo que había provocado que Gid fuera víctima de asesinato, si de hecho estaba en lo cierto en que había sido una víctima, Lilia no tenía prisa por confesar que ella era su viuda. La gente, que estaba en la dirección escrita en la PDA de su mano, podía saber más de lo que a nadie le gustaría que ellos supieran. Lilia contaba con eso. Tenía que pensar que si hubieran estado involucrados, estarían esperando a que Lilia Desjardins apareciera. Tenía la esperanza de no parecerse demasiado a su imagen oficial, para que no fuera inmediatamente reconocida.

Foro Purple Rose

Página

106

Era un riesgo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Pero una pequeña mentira podía allanar el camino. Lilia se había creado una ficha antes de salir de la Frontera, donde tenía un mejor acceso a las personas con una actitud innata para la falsificación de Documentación oficial, y esta se parecía lo suficiente a una ficha auténtica como para sobrevivir a una mirada superficial. Una mirada muy superficial. Mil creds no compraban un trabajo de la misma calidad con que se hacía antes. Ella golpeó suavemente la ficha sobre la PDA de su mano mientras llegaba al segundo piso. La puerta con el número 202 estaba abierta y una mujer, tan ordenada, limpia y sin carácter como el vestíbulo, estaba sentada en un escritorio frente a la puerta. Ella levantó la vista cuando Lilia se puso a comprobar si el nombre escrito en el cristal esmerilado por el lado exterior de la puerta de la oficina, era el mismo que el de su PDA. Ella era Lydia Kushekov, una burócrata, se recordó. Una servil y mal pagado, haciendo un trabajo que nadie más quería hacer. Esa parte, al menos, no requería mucho esfuerzo. La mujer situada detrás del mostrador‖la‖observaba.‖―¿Puedo‖ayudarle? ―Sí,‖ estoy‖ segura‖ de‖ que‖ puede

―contestó‖ Lilia,‖ animadamente,‖

preguntándose qué espíritu estaba canalizando. ―Me‖ han‖ enviado‖ para‖ recoger‖ los‖ efectos‖ del fallecido Gideon Fitzgerald, ―ella mostró el edicto de su PDA, dejando que la recepcionista leyera la orden "oficial" en la que se reclamaba que ella entregara todos esos bienes a Lilia. Lydia. La recepcionista repitió el nombre de Gid, un pequeño ceño apareció entre sus cejas. ―Ese nombre no me suena familiar. ―Pero él trabajaba aquí,‖ ―Lilia rebosaba confianza mientras representaba su historia inventada―. Murió hace unos pocos meses, Agosto, uhm, el día 2, y me han enviado los abogados para recoger sus cosas. Todo esto es normal y habitual. Debía de tener algo en su escritorio. ―Ella suspiró y se encogió de

―Pero nadie llamado Gideon Fitzgerald ha trabajado alguna vez aquí.

Foro Purple Rose

Página

de vuelta. Usted sabe cómo son los abogados. Le daré un recibo.

107

hombros. —Incluso si se tratara de un peine viejo, se supone que debo llevarlo


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia frunció el ceño ante su PDA. ―Pero eso no puede ser correcto. ¿No es esto Breisach y Turner, Cargadores y Expedidores? ―Lo es. ―¿Hay otra sucursal? La sonrisa de la recepcionista fue menos amigable cuando se puso de pie. ―No. Lilia reconoció que ella había terminado con la fachada de bienvenida. Ya. Qué interesante. ―¿Podría hablar con los demás empleados? ―Yo soy la única, a parte del Sr. Breisach y del Sr. Turner. Nuestros conductores son contratistas independientes. Una de estas tres personas tenía que ser la razón por la que Gid había tenido esta dirección en la PDA de su mano. Uno de ellos tenía que saber algo. Tal vez no esta persona en cuestión. Tal vez la dirección tenía el propósito de impedirle llegar a una conclusión más evidente. Entonces, ¿Por qué la recepcionista era tan hostil? Mientras Lilia consideraba qué hacer a continuación, echó un vistazo alrededor de la oficina. Había dos puertas detrás del escritorio de la recepcionista y, a pesar de que estaban cerradas, Lilia llegó a la conclusión de que detrás de ellas, estaban las oficinas individuales. Una de ellas estaría en la esquina del edificio, la otra directamente a su derecha. Una para cada socio. Lilia se preguntó para quién era la oficina de la esquina. Probablemente Breisach, ya que su nombre estaba el primero. ―Pero esta es la dirección que me dieron ―Lilia pulsó afanosamente la PDA de su mano y frunció el ceño, como si comprobara los Documentos justificativos

Foro Purple Rose

Página

—Bueno, debe ser eso, —el tono de la recepcionista se volvió glacial.

108

―. No entiendo cómo podría estar equivocado.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Tal vez Gid había utilizado otro nombre. No era propio de él engañar, pero Lilia se estaba preguntado si le había conocido tanto como ella había imaginado. Gid había sido siempre tan honesto como que el día era largo, Lilia se había deleitado burlándose de él, diciéndole que un día se metería en problemas. No sentía placer al pensar que ella podía haber estado en lo cierto. Lilia sacó una imagen de Gid y se la mostró abruptamente a la recepcionista, con la esperanza de sorprenderla. ―¿Le reconoce? Ella negó con la cabeza. ―No lo he visto en mi vida. ¿Había respondido con demasiada rapidez para que su respuesta fuera verdad? Cuando la recepcionista rodeó su escritorio para alentar la salida de Lilia, Lilia supo que había mentido. ¿Por qué otra razón iba a estar tan ansiosa por deshacerse de Lilia? ―Tal vez no ha trabajado aquí el tiempo suficiente para recordarlo,‖―dijo Lilia a la ligera. ―He estado en esta oficina durante nueve años. ¿Eso es tiempo suficiente? ―¿Podría hablar con el señor Breisach o el Sr. Turner? Tal vez sólo lo contrataron‖con‖contrato‖base,‖como‖los‖conductores< ―Ninguno‖de‖ellos‖est{‖aquí, —ella cogió el codo de Lilia y su agarre fue firme. ―Entonces volveré más tarde. La recepcionista era más fuerte de lo que parecía. Prácticamente cargó a Lilia hacia la puerta. ―No se preocupe. No estarán disponibles, tampoco. ―¿Los dos están en viajes de negocios? ―Ambos no estarán disponibles para un futuro próximo,‖ ―definitivamente quería deshacerse de su huésped, y Lilia era lo suficientemente obstinada para querer quedarse en esa oficina solitaria. ―Esta dirección se le dio claramente por error, Señorita.

―¿Puede darme su nombre? ¿Sólo para demostrar que estuve aquí?

Foro Purple Rose

Página

―Todo el mundo comete errores —dijo acaloradamente la recepcionista.

109

―Pero‖he‖estado‖trabajando‖con‖estos‖abogados‖durante‖años‖y‖nunca<


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No, ―ella acompañó a Lilia a través de la puerta con una mano firme―. Buena suerte en encontrar información acerca de su Señor Fitzgerald, Señorita. Ella recordó su nombre. ¿Tenía una buena memoria, o lo había oído antes? Lilia bajó la mirada hacia la mano izquierda de la recepcionista, que mantenía cerrada alrededor del codo de Lilia, sorprendida por la fuerza de su agarre. Fue entonces cuando Lilia lo vio: el final de un número tatuado, simplemente asomándose por el brazalete en el interior de su muñeca izquierda. Parecía como el lado derecho de un 3, o tal vez un 8. La recepcionista no se dio cuenta de lo que Lilia lo había visto y Lilia reveló el secreto, pero esa visión, sin duda, había hecho perder a Lilia mucha resistencia. La recepcionista era un mutante. Era un mutante, trabajando en una oficina, como alguien normal. Era una mutante reconocida, una mutante que había sido capturada y tatuada por la República. Lilia no podía encontrarle sentido a eso. Los mutantes no tenían trabajos visibles, ni siquiera los de baja calidad. Se supone que los mutantes trabajaban de manera invisible, el código de la ley de la República lo dejaba claro. Era posible que un mutante pudiera evadir la detección y trabajar como un normal, pero el tatuaje revelaba que la recepcionista era conocida por la República. Tenía que ser una fugitiva. ¿Quién sabía que los Señores Breisach y Turner podían, tan descaradamente, infringir la ley? Lilia no tenía duda de que esta mutante sabía más de lo que había admitido, y dudaba aún más que fuera a compartir nada de eso. ¿Había sido la imagen de Gid lo que la había predispuesto en contra de Lilia, o había sido el propio encanto chispeante de Lilia? ¿La había reconocido la recepcionista? Si la reputación de Lilia la hubiera precedido, tenía que pensar que habría sido considerada a su favor por una mutante.

y le deseó un buen día, con, toda hay que decirlo, cierta poca sinceridad. Antes

Foro Purple Rose

Página

recepcionista le dio a Lilia un firme empujón que hizo que se pusiera en marcha

110

Lilia se encontró en el pasillo en el momento en que llegó a esa conclusión. La


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

de que Lilia pudiera responder, la recepcionista había cerrado firmemente la puerta detrás de ella. Lilia agarró el tirador de la puerta, justo cuando escuchaba que la cerradura giraba. Ella levantó una mano, pero la recepcionista bajó una cortina sobre la ventana. Llamó tres veces, pero la recepcionista le estaba, obviamente, ignorando. Lilia bajó las escaleras, preguntándose si incluso, existía, un Señor Breisach o un Señor Turner. Dado que no tenía acceso a la base de datos de la República, como cierto policía tenía, un policía que había sugerido que compartieran información, un policía en quien ella no quería pensar, sólo había una manera de averiguarlo. Ella los espiaría.

Montgomery se figuraba que Rachel entendería en poco tiempo su visita inesperada. Lilia podría ser capaz de inventar una historia y persuadir a muchas personas a que la creyeran, pero Rachel no se dejaba seducir fácilmente. Dio un paso más hacia las sombras de portal, incapaz de reprimir una punzada de satisfacción cuando Lilia salió del edificio de oficinas, momentos después de que hubiera entrado. Alcanzó a ver su expresión frustrada antes de que ella colocara el velo sobre su rostro y eso le hizo sonreír. Montgomery, observó como Lilia miraba hacia arriba y hacia abajo de la calle, y él hizo una apuesta en silencio, consigo mismo, sobre que ella no iba a dejar que el asunto acabara tan fácilmente. Ella se dio la vuelta y se encaminó en dirección a donde había venido y él tuvo que moverse rápidamente para seguirle la pista. Podría haber parecido que ella estaba caminando de regreso al hotel, pero tres bloques más tarde, ella desapareció por una calle lateral y Montgomery sabía que él había estado en lo cierto. Pasados cinco minutos, estaba seguro de que ella había dado la vuelta de regreso al edificio de oficinas. Fue bastante fácil, dado que las calles de Nuevo Gotham estaban dispuestas como si se tratara de patrón cuadriculado. Podía

Tal vez ella simplemente tenía en cuenta la hipótesis de que la República era hostil, dando puñaladas por la espalda, en cualquier lugar.

Foro Purple Rose

Página

sensación de que estaba siendo seguida.

111

haber sido sencillo para Montgomery perseguirla, si Lilia no hubiera tenido la


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

El pensamiento de Montgomery no iba mal encaminado. Lilia había cambiado, definitivamente, el ritmo. Él alcanzó a ver su esbelta figura, mezclándose entre las personas que parecían llenar la calle y le obligó a ralentizar el ritmo. La distancia entre ellos era demasiado grande. Dobló una esquina, pensando que la había perdido, cuando de repente estuvo seguro de que vio el ala ancha de su sombrero girando en la esquina de un bloque de más abajo. Se precipitó tras ella, solamente para encontrarse el cruce de calles vacío. Montgomery se trasladó lentamente por el lugar, echando un vistazo a una tienda para encontrarla junto al mostrador. Al parecer, ella necesitaba guantes nuevos. Se volvió a meter en un portal y trató de ser invisible cuando ella salió. Ella miró hacia arriba y hacia abajo de la calle, como si hubiera esperado que él, o alguien, pudiera estar allí. Montgomery contuvo la respiración hasta que ella se alejó, con sus faldas agitándose con determinación. Luego, se dispuso a seguirla, agachándose detrás de cada obstáculo que podía, pero manteniéndola a la vista. Cualquier hombre que hubiera pensado que las mujeres que visten con corsés y faldas son menos atractivas, nunca había visto, obviamente, a Lilia Desjardins moverse. La mujer podría haber estado bailando, y si ella lo hubiera estado haciendo en ese mismo instante, habría sido con una melodía provocadora. Montgomery estaba fascinado por la línea perfecta de su cintura, el balanceo de sus caderas, los destellos fugaces bajo sus dobladillos de esos pies enfundados cómodamente en las botas. Sin embargo, sus pasos no eran remilgados ni femeninos. Pisoteaban el suelo con rapidez y él tenía que dar grandes pasos para mantener su ritmo. Y permanecer fuera de su vista al mismo tiempo. Ella optó por dirigirse hacia una calle totalmente desierta, probablemente sólo para frustrar sus planes, y abrir así una brecha entre ellos. Cuando él dio la vuelta por la calle transversal,

de una calle transversal llena de gente justo antes de que Lilia se precipitara hacia ella.

Foro Purple Rose

Página

rápido, ya cerca del final del bloque. Ella empezó a fatigarse. Él oyó el bullicio

112

Montgomery se puso a correr para perseguirla. Encontró que se movía aún más


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery corrió rápidamente hacia la vía pública, estando a punto de chocar con un ciclista, pero era demasiado tarde. Lilia había desaparecido en la maraña de personas, de compradores, de ciclistas y de pasajeros. Él escaneó el lugar, mirando a la multitud. Él era alto. Ella era alta. Tendría que haber sido capaz de verla, moviéndose decididamente a través de la multitud. Pero no pudo. De pronto divisó su sombrero de ala ancha en el otro lado de la calle y corrió hacia ella. Este no se movió, lo que le obligó a detenerse por temor a que ella lo viera. Pero ella lo había atado con la cuerda al poste. Los mutantes encapuchados que tiraban del coche y atados allí lo miraba con ojos apagados. Las cintas del sombrero flotaban con la brisa, como si quisieran burlarse de su fracaso. Ella sabía que él la estaba siguiendo. O al menos que alguien lo hacía. Montgomery recogió el sombrero y considero su situación. Si Lilia había estado dando vueltas para regresar a Breisach y Turner, ella estaba a dos tercios del camino. Bajando dos bloques hacia abajo y pasando uno más, debería llevarle al callejón que estaba detrás del edificio. Balanceando el sombrero de la dama, caminó en esa dirección. Montgomery sabía que no debería estar tan contento por ver a Lilia como lo estaba. Desde luego, no debería haberse sorprendido por haberla encontrado intentando escalar una escalera de incendios. Podía oír sus maldiciones mientras se detenía en el último peldaño. Supuso que ella lo había intentado un par de veces, aunque esta vez, lo logró levantándola hacia arriba. La escalera de incendios de metal estaba sujeta a un edificio en el lado opuesto del callejón de la oficina, las escaleras estaban situadas en la esquina y por lo

escalar una escalera de incendios con falda. Pero entonces, no había nada convencional acerca de Lilia.

Foro Purple Rose

Página

oficina de Breisach y de Turner, aunque era poco convencional para una mujer

113

tanto fuera de la vista de Rachel. Con lo que se tendría una buena vista de la


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Se había atado su velo sobre el cabello después de abandonar su sombrero, y la trenza se deslizaba hacia fuera. Montgomery decidió que prefería cuando ella se veía un poco despeinada. ¿Qué apariencia tendría cuando dormía? ¿Y cuando se despertaba? Montgomery bloqueó el rumbo de sus pensamientos. Sin ser observado por la ocupada mujer en cuestión, se inclinó sobre la rejilla metálica de debajo, apreciando la vista de sus piernas. Un caballero habría anunciado su presencia, pero Lilia alimentaba su tendencia a ser descortés. Se puso a subir sin delatar su presencia. Tenía unos muslos exquisitos. Cerró los ojos y supo que tenía que anunciarse inmediatamente. ―¿Perdiste algo? ―preguntó Montgomery con un susurro cómplice. La bota de Lilia se deslizó del peldaño de metal por su sorpresa, y ella cogió las barandillas con más fuerza. ―¡Tú! ―le miró. ―Yo‖―estuvo de acuerdo. ―¿Por qué me sigues? Él la saludó con su propio sombrero. ―Si no estás preocupada porque el S&D, te coja de nuevo, tal vez yo sí lo estoy. ―Tal‖vez‖tú‖los‖has‖llamado‖―dijo con amargura. Montgomery la señaló con el dedo. ―No. Te dije la verdad. Ella lo estudió durante un buen rato, y luego se echó la trenza por encima del hombro. ―Bueno, ahora no importa. Deja mi sombrero ahí y vete. ―No lo creo ―Montgomery se enganchó al peldaño más bajo de la escalera de incendios y se impulsó a sí mismo con facilidad. Subió las escaleras hasta que estuvo inmediatamente debajo de ella y le ofreció su sombrero con una

―Pensé que no serías tan buena metiéndote en problemas en mi ausencia.

Foro Purple Rose

Página

―Pensé que había rechazado tu oferta de trabajar juntos ―dijo ella.

114

reverencia.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No‖estoy‖en‖problemas< ―Todavía no. Estamos sólo a medio día, pero ya estás en público con el cabello descubierto.‖Te‖doy‖una‖hora,‖―ella tocó su velo, pero él negó con la cabeza―. Esto no tiene que ver con el código y lo sabes. Lilia le cogió su sombrero con algo de enfado. Ella se quitó el velo, su pelo relucía azul y negro con el sol, y se colocó el sombrero sobre su cabeza. Apoyó la cadera contra los peldaños mientras aseguraba el sombrero con alfileres y anudaba el velo debajo de su barbilla. Se veía tan feliz como un gato mojado. ―¿Mejor? ―Has manchado tu vestido con óxido ―él tocó la falda, supuestamente para mostrarle el daño, y a continuación levantó el dobladillo ligeramente―. Y ¿desgarraste tu falda al subir aquí? ―Eres demasiado perspicaz, la mitad de las veces ―dijo. Ella sonrió con picardía mientras se sacaba la bota del pie, la cual tenía algo blando y marrón en el talón―. ¿Y sabes lo que es esto? ―Buen tacto ―Montgomery hizo una mueca ante el olor. ―El mío es un saber hacer que rara vez se duplica ―dijo con una desdeñosa sacudida de su mano. Oyó la risa en su tono y la miró hasta encontrar sus ojos brillando de una manera más interesante. Estaba sólo un escalón por debajo de ella y sus caras se encontraban al mismo nivel. Ella siguió mirando cuando su sonrisa se desvaneció, y sus ojos se ampliaron ligeramente mientras él se inclinaba para acercarse. Podía oler su piel, y una débil esencia de un perfume desconocido. Podía ver la curva de sus labios, la forma en que se separó mientras ella le observaba. Recordó cómo se habían sentido sus hombros bajo sus manos, cuando había parecido frágil y formidable. Estaba seguro de que él no la había besado lo suficiente todavía. Él debería besarla de nuevo.

Sus pensamientos estaban claramente en la misma trayectoria. Montgomery se

Foro Purple Rose

Página

Lilia contuvo la respiración, sus pechos elevándose y sus ojos se oscurecieron.

115

Ahora.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

acercó aún más y supo que no se imaginaba a Lilia acercándose hacia él. Levantó una mano hacia su velo, tirando de él hacia arriba, y ella sólo lo observaba. La ventana más cercana fue abierta bruscamente junto a ellos, y un hombre corpulento se asomó. Él los miro a ambos, aun cuando se enderezaron poniendo distancia el uno del otro. ―Es ilegal utilizar las salidas de emergencia cuando no hay emergencia ―dijo con tono beligerante. ―Pido disculpas‖ por‖ molestarle,‖ señor‖ ―Montgomery golpeó su tarjeta de identificación boca arriba sobre su mano y mostrándola. Rápidamente―. Policía de Nuevo Gotham. Estamos de incógnito, señor, un asunto muy delicado, y apreciaríamos su cooperación. El hombre los miró con suspicacia. ―¿De incógnito? ―Sí, señor. ―¿Narcóticos? ―Mutantes,‖señor‖―dijo Lilia con voz‖profunda―. Fugitivos. Sus palabras hicieron, que el corazón de Montgomery palpitara con miedo. ¿De qué se había dado cuenta en Breisach y Turner? ¿O era esa, su excusa favorita cuando detectaba una transgresión? ―¡Fugitivos! ―exclamó el hombre con repugnancia―. Deberían atrapar a los bastardos, y ponerlos a trabajar. ―Esa es la idea, señor, ―confirmó Montgomery. La mirada del hombre se detuvo en Lilia, con sospecha‖clara.‖―Y no creo que haya ninguna mujer oficial de policía. Lilia había previsto, obviamente, esta objeción, cuando había fingido una voz profunda. Él apreció su rapidez a la hora de pensar. ―Trabajo encubierto, señor ―dijo Montgomery. Lilia puso los dedos en su barbilla. ―No quiera saber cuánto tiempo me llevó

Foro Purple Rose

Página

El hombre se echó a reír, y luego asintió con la cabeza una vez.

116

afeitarlo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery levantó un dedo. ―Si la República pudiera confiar en su silencio, señor, el mundo sería un lugar mejor para todos nosotros. ―No estaba seguro de que fuera verdad, pero sonaba convincente. ―Por‖ supuesto‖ ―dijo el hombre con un gesto brusco―. Odio a los mutantes, sobre todo cuando piensan que son tan buenos como el resto de nosotros. ―Él se había tomado seriamente el trabajo de cumplir con su deber cívico. ―Gracias, señor. ―No hay problema, oficial. La República depende de que todos nosotros hagamos nuestra parte. ―El hombre cerró la ventana y volvió a correr las cortinas en el interior, dirigiéndoles el pulgar hacia arriba antes de desaparecer en el interior. Montgomery levantó la mirada para encontrarse con que Lilia le observaba. ―Cuidado,‖ Montgomery,‖ ―dijo ella, con tono travieso―. Si sigues haciendo cosas por el estilo podrías empezar a gustarme. Montgomery sintió una molestia en la parte posterior de su cuello. Él soltó el primer pensamiento que le vino a la mente. ―¿Por qué crees que la muerte de Fitzgerald no fue un accidente? Ella inhaló y desvió la mirada, sus labios se apretaron. No creía que le fuera a responder, pero sus palabras salieron como un torrente repentino. ―Gid era un estadista, un matemático. Pensaba en términos de probabilidades. Montgomery recordó los primeros cien dígitos de pi enrollados alrededor del pecho de Fitzgerald y entendió otro tatuaje. ―La probabilidad de morir de envenenamiento por radiación cuando se abre tu visera en una zona de alto riesgo es bastante elevada. Lilia asintió con la cabeza. ―Gid decía en broma, que la radiación era la selección natural para los Darwinistas Nucleares. ―Yo creería que sería un riesgo laboral. ―No. Estamos preparamos para ello,‖ ―ella negó con la cabeza―. Gid decía que, para los Darwinistas Nucleares sería estúpido morir de envenenamiento

de envenenamiento por radiación, no se lo desearías ni a tu peor enemigo.

Foro Purple Rose

Página

testigos de los efectos. ―Ella suspiró―. Y una vez que has visto a alguien morir

117

por radiación. Contamos con el equipo. Contamos con la formación. Somos


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Sin embargo, abrió su visera. ―No‖ ―ella sacudió la cabeza con vehemencia―. No, Gid era el único que podía calcular el tiempo máximo de exposición en su cabeza, teniendo en cuenta los niveles de radiación, incluso hasta el punto de tomar en cuenta el equipo de protección y la exposición mensual. El hombre era una calculadora humana. Si él hubiera estado consciente, nunca habría abierto su visera en una zona de alto riesgo. Y si él estaba inconsciente, no podía haberlo hecho. ―¿Lo‖qué‖significa<? Los labios de Lilia se apretaron. ―Significa que alguien lo hizo por él. Montgomery apartó la mirada. ―No. Hay otra posibilidad, Lil ―dijo en voz baja―. Podría haberlo hecho a propósito. Suicidio. La palabra no dicha colgaba entre ellos. La forma en que ella aguantó la respiración, le dijo a Montgomery que Lilia había pensado en eso antes. Él la miró de nuevo y vio su consternación, y vio las lágrimas, que intentaba impedir que salieran. ―Nunca ―dijo‖ella‖con‖fiereza―. Gid nunca haría eso. Pero era exactamente lo que ella temía. ―Él‖te‖denunció‖―le recordó Montgomery―. Podrías haber sido quien abrió la visera. ―Él no me denunció, no directamente ―ella frunció el ceño―. Sólo a mi ángel mutante. Además, yo habría tenido que haber estado en Nuevo Gotham para hacerlo, si hubiera podido hacerlo. Estoy segura de que los bancos de datos muestran que no he salido de la frontera en años. ―Si hay una manera de engañar a los bancos de datos, tú la conocerías. Ella‖se‖encontró‖con‖su‖mirada.‖―Yo no maté a Gid, Montgomery. Me peleé con él, pero no lo maté. Yo ni siquiera sabía dónde estaba. Se apoyó en la barandilla junto a ella. ―Parecía como si no pensaras que

Foro Purple Rose

Página

118

pudiera ser él cuando su cuerpo fue encontrado.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No lo hice. ―Hizo‖un‖gesto‖de‖impotencia―. Nos habíamos peleado. Le eché de‖casa,‖―tragó saliva y lo miró, con los ojos de un azul intenso―.‖No me llevo bien con la desconfianza y las acusaciones injustas. Montgomery podía creer eso. ―Mi ángel mutante no es un fraude. No es una adaptación quirúrgica. Lo encontré tal y como estaba. ―Tenía los labios apretados―. Gid me creyó. ―Y yo lo hago. Lilia lo miró durante un‖ largo‖ rato,‖ luego‖ se‖ alejó.‖ ―Déjame en paz, Montgomery. Sintió una punzada de compasión por ella. Ella tenía miedo de que haber impulsado al suicidio a Fitzgerald, y su necesidad de saber la verdad era lo que la obligó a dejar finalmente la frontera. Montgomery tenía la esperanza de que ella demostrara que su temor estaba equivocado. Quería ayudarla a hacerlo. Le tocó la barbilla, la obligó a mirarle. Vio que el temor y el desafío se mezclaban en su mirada, así con una vulnerabilidad inesperada. Su primera evaluación había sido correcta: Lilia no era tan fría como ella quería que todos creyeran. ―Incluso si Fitzgerald se suicidó, Lil, no es culpa tuya. Lilia le miró fijamente, y luego señaló‖al‖otro‖lado‖del‖callejón.‖―¡Mira! Rachel se había colocado al lado de la persiana para mirar por la ventana de la oficina. ―Ella está esperando a alguien ―dijo Lilia a la ligera, como si no hubiera parecido tan vulnerable hacía un momento. Montgomery no se dejo engañar―. Alguien que llega tarde. El tema del suicidio estaba cerrado. ―¿Cómo lo sabes? ―Montgomery se acercó por detrás de Lilia. Él puso una

―una vez más, alcanzó a ver la sonrisa traviesa de Lilia, que le provocó una subida de la presión arterial.

Foro Purple Rose

Página

Ella alzó la barbilla. ―No lo sé, pero si no hay una historia, se puede fabricar,

119

mano en su cintura y sintió como se estremecía.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Mientras tanto, Rachel miraba por encima del hombro. ―Entonces,‖esa‖persona‖ ha‖ llegado,‖―dijo Montgomery, preguntándose quién podría ser. Él movió su dedo pulgar a través de la parte baja de la espalda de Lilia, a través de los cordones y la estructura de su corsé. Él sintió que se enderezaba, oyéndola como tomaba una profunda respiración. Se alegró de saber que no era el único afectado por la proximidad. ―Y ella conoce a esa persona, ―dijo Lilia―. Estoy segura de que no recibió una sonrisa de bienvenida o algo por el estilo. Rachel cerró la persiana. Un poco de luz se mostró en todo su perímetro durante un minuto, y luego se extinguió. Ellos se quedaron quietos y observaron durante un momento, entonces Lilia maldijo con una fuerza repentina. Montgomery pensó por un momento que él había dejado que su caricia fuera demasiado evidente, por eso Lilia intentaba empujarle lejos. ―¡Muévete!‖―le‖ordenó. ―¿Qué te pasa? Ella plantó una mano en el centro de su pecho, tratando de sacarlo fuera de su camino. ―Se han ido. Ella se fue con la persona que llegó. Es por eso que las luces están apagadas. ―No‖sabes‖si‖eso< ―No, pero me lo imagino, ―sus ojos brillaron de ira―. Y me distraes. En fin. No intentes decirme lo contrario, Montgomery. Puedes ser bueno, pero no eres tan bueno, ―antes de que pudiera defenderse a sí mismo o a su talento amoroso, Lilia le empujó un poco más fuerte. Ella estuvo a punto de tirarle por la barandilla debido al volumen de la falda. ―Mira la hora, son pasadas las cuatro ―dijo―. Tengo que conseguir llegar a la parte delantera del edificio para ver a dónde van.

escalera de incendios, casi resbalándose debido a su prisa. Montgomery

Foro Purple Rose

Página

La PDA de su mano derecha se desplazó en el momento justo. Lilia bajó por la

120

―¿Pasadas las cuatro? ―repitió Montgomery.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

maldijo, y a continuación corrió tras ella. Él la habría ayudado a bajar, pero ella saltó antes de llegar a la parte inferior. Evidentemente, ella confiaba en que él la siguiera o no le importaba lo que él hiciera, porque ella comenzó a correr por el callejón sin mirar atrás. Montgomery se detuvo en el callejón y tomó la llamada de su supervisor, dudando de que pudiera ser algo bueno. Él decidió no abrir un enlace vid. ―Vigilancia dice que el alimentador del lóbulo de tu oreja esta muerto ―dijo Tupperman y Montgomery sabía que había tomado la decisión correcta―. ¿Qué está mal? ―No sé. Parecía estar bien hasta el final, ―Montgomery hizo una pausa, como si estuviera comprobando el cable―. ¿Cómo va esto? ―Nada es diferente, ―Tupperman exhaló con exasperación―. Ellos siempre dicen que los nuevos modelos son mejores y siempre se equivocan. Reserva una revisión con Soporte Técnico tan pronto como des el informe de hoy, Montgomery. ―Sí, señor. Informando en veinte minutos,‖―Montgomery cerró la conexión y miró a su alrededor. No había señales de ninguna mujer alta, bien formada con falda color crema y un sombrero estampado. Lilia se había ido. Y peor aún, no tenía idea de a dónde. El hombre era demasiado perspicaz la mayoría de las veces. Lilia corrió tan rápido como pudo, por el callejón y dio la vuelta en la esquina. ¿Estaba corriendo detrás de la recepcionista o huyendo de la mirada fija de Montgomery? Él parecía ser capaz de leer sus pensamientos. En cierto modo era espeluznante, por otro lado, era un alivio tenerlo a su lado. Especialmente porque no parecía tener opciones en su contra. Lilia se había dado cuenta rápidamente de que Montgomery no estaba detrás de ella. Tal vez una de sus brillantes chicas le había llamado. Tal vez él sabía que ella no sabía. Tal vez la había dejado para que utilizara sus propios recursos

Era una idea sorprendentemente atractiva.

Foro Purple Rose

Página

mantenerlo alrededor.

121

Tal vez ella iba a tener que seguir disminuyendo su cantidad de ropa para


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Por otra parte, había hecho que ese movimiento con su mano, la impidiera pensar correctamente cuando pensar correctamente habría sido su mejor opción. ¿La había distraído a propósito, para evitar que se encontrara con Breisach y Turner y que éstos tuvieran tiempo para escapar? Lilia no lo sabía y tampoco le gustaba ni un poquito eso. Montgomery había echado a perder su juego. Estaba mejor sin él. Después de todo, había expresado, casualmente, el temor que casualmente la había perseguido desde que había tenido noticias de la muerte de Gid. ¿Gid se había suicidado? ¿Había sido por su culpa? Ella debía conocer a Gid mejor que eso. Lilia frunció el ceño, Recordando los retazos de su última pelea. Pero si Gid se había suicidado, entonces, ¿quién había matado a Y654892? Lilia se asomó por el borde del edificio donde Breisach y Turner tenían sus oficinas, pero no había señales de la señorita obstruccionista como Lilia esperaba, intentando reprimir el sentimiento elemental de que había sido burlada. Tal vez la recepcionista los había visto cuando miró por la ventana. Tal vez ella había salido del edificio por la parte trasera. Lilia gruñó para sí misma por la falta de pensar en lo obvio: la recepcionista, después de todo, era una sombra, por lo tanto un miembro de esa población para los cuales la red de metro había sido construida. Lilia se metió en el acceso más cercano, pero en el primer nivel había demasiada gente para encontrar a alguien. Ella suponía que el tráfico de pasajeros ya había comenzado cuando los transportadores fueron embalados. No tenía sentido descender hasta el nivel inferior, ya que era ilegal por norma ir allí, pero lo más importante, sólo era conveniente utilizar las zonas más bajas cuando Lilia conocía su destino. No tenía idea de a dónde podría ir la recepcionista. Lilia abandonó la persecución de mala gana. Caminó lentamente, dejando a la multitud que empujaba atrás. Que agradable, Gid, pensó, tratando de no estar abatida por su fracaso, hasta el momento, para

Foro Purple Rose

Página

Gid, como era de esperar, tenía poco que decir por sí mismo.

122

descubrir algo. ¿A dónde voy desde aquí?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

No era la primera vez que su brillante marido había abandonado a Lilia por su basura intelectual. ¿Se podría haber suicidado por el hecho de que ella le había echado? Su relación siempre había sido desequilibrada en términos de afecto dado y recibido. No podía pensar en eso. La hacía sentirse muy culpable. Tenía que demostrarse que no había sido la responsable, inmediatamente. Gid había sido asesinado. ¿Pero por quien? Lilia hizo lo que solía hacer cuando tenía que pensar. Más tarde se preguntaría si Gid había estado guiando sus pasos. Tal vez en algún lugar del nublado cielo o en el fuego del infierno arenoso en donde Lilia siempre pensó que estaría, él la estaba escuchando. O tal vez sólo la había conocido bien. En ese momento, sin embargo, llena de frustración por desbaratarse sus propias iniciativas, se dirigió hasta el local paralelo donde pasaba la mayor parte de sus horas de vigilia, que era lo más parecido a alimentar el consuelo psicológico. Lilia se fue al circo.

Comunicado de prensa de la Sociedad de Darwinistas Nucleares, 15 de julio 2099

“Cura‖de‖rayo‖de‖sol”.‖Jefes‖de‖la‖Frontera. Chicago, Ernest Sinclair, presidente de la Sociedad de los Darwinistas Nucleares, anunció hoy que la exitosa y popular Sociedad y su programa de prevención se están ampliando nuevos horizontes. ―Hay una necesidad que nos‖ puede‖ ayudar‖ con‖ el‖ servicio,‖ ―dijo Sinclair―. Estamos encantados de trabajar mano a mano con la República sobre esta

se compromete a garantizar un futuro saludable para todos los ciudadanos.

Foro Purple Rose

Página

toda la República merecen protección contra el cáncer de tiroides y la Sociedad

123

iniciativa, y para ampliar nuestro programa a un nuevo territorio. Los niños en


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Señaló también que la ampliación del programa fue un buen modo de celebrar el septuagésimo quinto aniversario de la Sociedad. El vínculo entre la exposición a la radiación y el desarrollo de cáncer de tiroides en niños ha sido observado desde los bombardeos de Hiroshima y Nagasaki. A raíz del accidente de Chernobyl, los niños recibieron dosis de yoduro de potasio para evitar que sus glándulas tiroideas absorbieran el yodo radiactivo de su entorno. Fue Ernest Sinclair, fundador de la Sociedad de los Darwinistas Nucleares, el primero que probó la relación entre la ingestión de vitamina C como medida preventiva contra los cánceres provocados por exposición a la radiación. La “cura‖ rayo‖de‖sol”‖fue‖ lanzada‖por‖Ernest‖Sinclair‖en‖2040,‖cuyo‖ hijo‖sufría‖ de‖ cáncer de tiroides. En una nota trágica, Ernie Sinclair, Jr., sucumbió a su cáncer poco después de que el programa estuviera inicialmente previsto, y la inauguración de la "Cura Rayo de Sol", por la cual se entregaron naranjas a lo largo de la costa este, se dedicó a su memoria. La mascota de dibujos animados de Orville la naranja -conocida cariñosamente como Orv por los niños de toda la República, se basó en un dibujo hecho por Ernie Junior cuando le hablaron sobre los planes del padre. ―La‖“cura‖rayo‖de‖sol”‖se‖ha‖convertido‖en‖un‖programa‖masivo,‖consumiendo‖ el 54 por ciento de la producción de naranja de la República y que requiere cincuenta camiones de transporte de combustible de canola, que está totalmente compuesto por voluntarios y financiada en su totalidad por la Sociedad de Darwinistas Nucleares. Ernest Sinclair ha dedicado el programa de este año, el quincuagésimo quinto anual‖"Cura‖de‖Rayo‖de‖Sol”‖a‖la‖memoria‖de‖su‖padre‖y‖al‖hermano‖mayor‖que‖

Foro Purple Rose

Página

124

nunca conoció.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

VIII

Traducido por cYeLy DiviNNa Corregido por masi

L

ilia encontró, fácilmente, el circo local, en el perímetro de la ciudad, en el lado del casco viejo, de hecho, al lado del río Hudson. Entró al recinto

por debajo de su arco de bienvenida, una mezcla de alambre y bombillas que se veía de mal gusto a la luz del día, pero que se vería mágico por la noche, e inhaló una profunda respiración. Lilia prefería el circo antes de que éste se abriera al público. Los artistas estaban despertando de su noche de festejos y había una sensación de complicidad por algo que no debería ser visto. Le gustaba estar al tanto de los secretos, ya fueran grandes o pequeños. A la luz del día, el circo no parecía el mismo, las luces estaban apagadas, los rostros estaban desprovistos de maquillaje, los trajes brillantes estaban doblados. Lo que se escondía detrás de la ilusión era sorprendentemente mundano. Este circo era un poco más pequeño que el de Joachim, y Lilia pensó en su comentario característico de que, todo era más grande en la Frontera, una afirmación que él siempre acompañaba con un guiño lascivo. El jefe de Lilia medía casi metro y medio, un artista de circo de toda la vida que, había tenido la suerte convertirse en el dueño. O había trabajado demasiado para conseguirlo. Lilia todavía no estaba segura. El Circo de Nuevo Gotham tenía tres tiendas de campaña de buen tamaño, la más grande tenía rayas rojas y blancas. El rojo estaba descolorido, así que la carpa, y presumiblemente el circo, llevaban en el negocio un tiempo. Las parecidas hileras de banderas colgabas entre las tiendas de campaña, como lo

sabía que ambos eran auténticos.

Foro Purple Rose

Página

con los ojos vigilantes de La República. Lilia podía oler a café y tocino frito y

125

estaban en el Circo de la Frontera, esos cuadrados de colores vivos, adornados


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia deambuló entre las tiendas de campaña, como si fuera parte del personal. Las personas estaban hablando y trabajando, limpiando a los animales. Era como una granja familiar, pero una con elefantes, llamas y tigres. También era una granja familiar en la que casi todos los ocupantes eran mutantes. Un mutante cubierto de sudor, le estaba enseñando a una mutante más joven a caminar sobre la cuerda floja. Ambos tenían un sexto dedo en cada pie. El sexto dedo del pie, cómo un quinto dedo de la mano o un segundo pulgar, era una mutación bastante común, así que todos los circos estaban bien provistos de trapecistas y artistas en la cuerda floja. La joven mutante no dejaba de mirar por encima del hombro, incluso cuando el adulto la reprendía por no prestar atención. Lilia podía dar nombre a su cantinela: ella había llegado recientemente. Le llevaba tiempo a cualquier mutante aprender que, la caza había terminado, e incluso más tiempo, creer que el circo no era demasiado bueno como para ser verdad. La mayoría se inclinaba a sospechar que había truco; y algunos se aferraban al miedo más que otros. En el circo, en comparación con las casas de esclavos de la República, los mutantes eran animados a escoger nombres. Esa política empezó por una razón pr{ctica:‖ era‖ mucho‖ m{s‖ f{cil‖ recordar,‖ llamar‖ a‖ “Danny”,‖ que‖ llamar‖ a‖ “Q871692”.‖También,‖darle‖nombres‖a‖los‖mutantes‖hacía‖menos‖evidente,‖para‖ los ojos de la autoridad, que eran mutantes, y no humanos, ya fuera quirúrgicamente alterados o humanos disfrazados de mutantes. Las cuestiones legales no eran la especialidad de Lilia. Ella simplemente sabía que decirle a un mutante, que él o ella podría ser capaz de escoger un nombre, era siempre el momento en que el trato estaba hecho. En ocasiones, los mutantes ya tenían nombres, si no se escondían en solitario. Algunas veces ellos sabían como querían ser llamados; otras veces los mutantes de otros circos, les ayudaban a escoger; a veces tomaban el nombre de un normal que hubieran conocido. Había catorce mutantes llamadas Lilia, en el circo de la Frontera, y seis llamados Joachim, uno de los cuales era una bebe.

Foro Purple Rose

Página

trabajaban en el circo, sólo, por tener ese derecho.

126

Tener un nombre era algo poderoso. Lilia a veces pensaba que los mutantes


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

La población de mutantes era inevitable en el campo, antes de que se hubieran muerto por la pobre nutrición, las drogas y la falta de sueño. Era más fácil creer la retórica sobre proteger a los mutantes y ofrecer alivio a los padres de los mutantes, una vez que los propios mutantes estuvieran desanimados y sosegados, y parecieran patéticos. Pareciendo, de hecho, como Sub Humanos Atómicos Desvaídos. Lilia sospechaba que esas normas sólo podían, persistir al creer que los mutantes no son realmente humanos porque ellos nunca habían hablado con ninguno. Tal vez ese era el plan. Unos cuantos Darwinistas Nucleares que trabajaban en el campo, los fanfarrones que,‖“recolectaban”‖en‖nombre‖de‖la‖Sociedad,‖como‖Rhys‖ibn‖Ali,‖ la elección personal de Lilia como cartel infantil de inhumanidad, automotivación y comportamiento poco ético. ¿Qué pensaba Montgomery de los mutantes? Los comentarios que había hecho hasta ahora, habían sido decepcionantes en ese sentido. Pero también, había estado decepcionada cuando habían sido interrumpidos en la escalera de incendios. Lilia había estado segura de que Montgomery, en realidad, iba a besarla, optando por el enredo de sus lenguas y ella había estado lista para participar. Ese habría sido el lado salvaje y rebelde de Montgomery, con sus botas altas, de piel sintética, y terciopelo, el impredecible gemelo de Montgomery, con la indomable chispa en sus ojos. Ella se preguntó qué versión de él, se encontraría después. Su malvado gemelo, tenía su voto, no tenía duda alguna sobre ello. —¿Puedo ayudarte? Lilia saltó. Una mujer más vieja, el doble de alta y de ancha que Joachim, la miró con la misma sospecha que Joachim hubiera mostrado, ante un extraño que llega sin anunciarse. Lilia se sintió justo como en casa.

delineador era demasiado oscuro para su teñido cabello rubio, y se lo había aplicado, sin una mano firme.

Foro Purple Rose

Página

tipo u otro, y su rostro surcado de arrugas por el transcurso del tiempo. Su

127

La voz de la mujer era áspera, indicativo de una indulgencia habitual, de un


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Igual que el color de cabello. —No abrimos hasta las seis y no damos visita turística. —Su lenguaje corporal gritaba‖“l{rgate”‖y‖probablemente‖llevaba un arma encima. Sin embargo, Lilia también la llevaba. Lilia se preguntó cómo de rápida era esta mujer. Una pequeña mutante revoloteó tan cerca que podría haber sido la sombra de la mujer. Los párpados de la niña estaban adornados con el mismo turquesa que los de la mujer, también aplicado de manera desigual. Ella miró a Lilia con curiosidad. La mutante era una niña, de tal vez nueve años de edad. Las rodillas de Lilia se debilitaron justo en ese momento. Los mutantes de esta edad y de este género le parecían, particularmente, vulnerables. Esta, tenía un tercer ojo como Y654892, que también podría haber sido la razón por la cual, el corazón de Lilia se abalanzó sobre su garganta. Lilia ofreció su mano. —Lilia Desjardins, cazadora de mutantes. Trabajo en un circo en la Frontera y espero que no les importe que los visite en sus horas libres. Sentía la necesidad de un poco de familiaridad. —¿No serás esa Lilia Desjardins? —La mujer arqueó una ceja oscura artificial—. ¿La cazadora de mutantes que encontró esos ángeles? —Ángeles mutantes. —Lilia sonrió —. Correcto. Esa soy yo. —¡Bien! Soy Stevia Fergusson —dijo la mujer, tomando la mano de Lilia y sacudiéndola con entusiasmo—. No puedo empezar a expresar el placer que es conocerte. —¡Ángeles! —interrumpió la pequeña mutante. La cadencia de su discurso reveló que era un poco lenta—. ¡Veo ángeles! —No, Micheline. No has visto ángeles de verdad. Los del video no cuentan. ―Stevia era paciente con la niña, lo que a Lilia le gustaba mucho—. Ya te he dicho eso antes.

mi circo, por capricho. ¿No tienes tus empleados, ya? ¿Una manada de

Foro Purple Rose

Página

Stevia miraba a Lilia de arriba abajo. —Y estás aquí, simplemente vagando por

128

—Ángeles —susurró Micheline, con su confianza inquebrantable.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

publicistas arrastrándose detrás de ti, o aspirando a ser cazadores de mutantes, queriendo aprender tus trucos? —Ella chasqueó los dedos—. Oye, debes ser una gran oradora invitada a la convención de la Sociedad en la ciudad. Lilia se rió. Ella había estado a un suspiro de ser expulsada de la Sociedad durante años y estaba esperando ser echada por un arranque de infamia. —No, no voy a acudir. Stevia parecía perpleja. —Pero eres la única que se las arregló para encontrar un par‖de‖{ngeles‖reales< —Técnicamente, son mutantes con alas. Es una mutación. Stevia ignoró la corrección. —Deben estarte cantando alabanzas en la Sociedad, por ser la única que encontró algo útil para el resto de nosotros. —Bueno, no todo el mundo está así de impresionado. —Sólo quieren un pedazo de eso. —Stevia se inclinó más cerca—. Porque vas a hacer a Joachim un hombre rico. Lila sonrió. La asistencia al Circo había aumentado desde que había traído a Armaros y Baraqiel a la nómina de sueldos. —Creo que has acertado en eso. —Ángeles. —Micheline se abrazó a sí misma con deleite. Stevia bajo su voz. —Así que, dime, aquí entre amigas de negocio, ¿Quién hizo la cirugía y las alas? —No hubo cirugía, para nada —dijo Lilia—. Y no fue hecha antes, tampoco. — ¡Vamos! ¿Esas alas? —Las alas crecieron justo hacia fuera, de sus hombros y son tan grandes como los son ellos. —Lilia se encogió de hombros y sonrió—. Es la mutación más extraordinaria que he visto. —Ángeles, entonces. Huh. —Mutantes con alas —corrigió Lilia, sabiendo que era inútil. Stevia miró a su alrededor, y luego se concentró en Lilia de nuevo, su voz

—No.

Foro Purple Rose

Página

increíbles. Y sus sonrisas son fascinantes. ¿Hablan?

129

decayó, hasta convertirse en un susurro —He visto las imágenes, y son


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

—Extraordinario. Había algo más extraordinario sobre esa pareja, pero parecía rudo expresarlo, especialmente en compañía de Micheline. Los mutantes, muy comúnmente, eran retardados o, por lo menos, mentalmente lentos. Eran como niños, muy dulces y simples. Esto había sido usado como justificación para hacer investigaciones con mutantes, de‖la‖“ellos‖nunca‖sabr{n‖la‖diferencia”‖variedad‖ lógica, pero para Lilia, su inocencia hacía que, su utilidad como sujetos de investigación, fuera aún más horrible. Era un abuso de confianza. Lo más increíble sobre esos ángeles mutantes era que sus ojos brillaban con inteligencia, más inteligencia de lo que era típico en alguien normal. Parecían no tener necesidad de comunicarse verbalmente entre ellos. Miraban a todo el mundo, sus ojos brillaban, y Lilia podía jurar que ellos sabían exactamente lo que las personas estaban pensando. Incluso Joachim, que raramente se asustaba por algo, le había confesado a Lilia, que encontraba inquietante el quedarse a solas con ellos. El público, sin embargo, no podía verlos con la suficiente frecuencia. Lilia había asumido inicialmente que, su brillante intelecto era una pista de que habían sido quirúrgicamente alterados. No había nadie más cínico que Lilia Desjardins, después de todo. Pero si hubieran sido alterados, la cirugía había sido un éxito, porque no tenían cicatrices. Las pruebas, incluso, habían revelado que su estructura ósea era diferente, que sus costillas mostraban más cosas en común con las de los pájaros, que con las de los humanos. Era un poco horripilante estar en presencia de tan extraordinaria mutación, especialmente cuando los mutantes en cuestión, parecían desconcertados por tanta preocupación. Además, Lilia nunca había sido capaz de librarse de la sensación persistente de que, Armaros y Baraqiel la habían acechado, que ellos, simplemente, la habían dejado creer que ella los había capturado, cuando, en

crédito de Joachim por la captura.

Foro Purple Rose

Página

Ella no estaba, sin embargo, tan inquieta por esto, ya que declinó la prima o el

130

realidad, eran ellos los que habían escogido entregarse a ella.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

—Es un milagro —insistió Stevia—. Yo lo contaría como que Dios nos ha enviado a sus ángeles, para advertirnos. Lilia había escuchado eso antes. —¿De qué? —Oh, no lo sé. —Stevia le quitó importancia a la pregunta—. Pensaría en algo que cuadre bien. Como el fin del mundo. La ira desatada de Dios. Algo que se viera bien con las luces. —Y todos los tickets vendidos. Stevia sonrió. —¡Por supuesto! —Podría mostrarte mis ángeles —confesó Micheline tímidamente. Stevia acarició el cabello de Micheline. —La Srta. Desjardins está muy ocupada. —Se giró hacia Lilia—. Se ven grandes en las imágenes. —Son más altos que yo. —Mis ángeles también —añadió Micheline—. ¡Son grandes, realmente grandes! —¡Micheline, es suficiente! La joven mutante se alejó, dejando caer sus hombros con decepción. —Pero yo los‖veo< Se inclinó hacia la niña, con talante cariñoso. —No de la misma forma, corazón, que me ves a mí y a Lilia, ¿verdad? Micheline se mordió el labio y sacudió su cabeza. Stevia sonrió. —¿Ves? Ahora, tal vez puedas ir y poner a hervir agua para mí, por favor. Micheline asintió con conformidad, y entonces se fue correteando. —Micheline tiene demasiada imaginación —dijo Stevia, siguiendo con su mirada a la pequeña mutante—. Ella siempre tiene unos sueños muy intensos. Algunas veces, juraría que, incluso, los tiene cuando está despierta. Lilia observó a la pequeña niña correr. No le dijo a Stevia que las visiones, se suponía que, eran parte del paquete de la mutación del tercer ojo. Después de

Foro Purple Rose

Página

131

todo, no había prueba científica, sólo un montón de palabrería y especulaciones.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella no iba a ser la que reclutara a Micheline para una valoración extensa de sus habilidades. Los resultados de algunas investigaciones, no valían la pena por el precio de averiguarlas. Ella, tampoco quería tomar el riesgo de mencionarle la situación a Stevia, no sin saber sus motivos primero. La Sociedad podría pagar por un buen sujeto de investigación, después de todo, para suavizar la transición del circo a la guarida de esclavos. No era legal, pero Lilia no lo habría puesto delante de ellos. —Desde que se hizo amiga de la hija de la lectora de cartas del tarot, la situación se ha salido un poco fuera de las manos. —Stevia sacudió su cabeza mientras caminaban juntas—. Supongo, sin embargo, que es inofensivo. —Ella es muy linda ingeniosa. —Lo que la hace fácil de complacer. —Ella aclaró su garganta y hablo más alto, aparentemente, para que las otras orejas escucharan—. Se supone que debes regresar a ese campo de cacería pronto, ¿no? —preguntó—. Podría hacer que valga la pena. —Estoy contratada por Joachim Stevia se acercó furtivamente. —¿Pero qué pasa si encontraras otro par y él no los quisiera? O incluso uno. ¿A quién llamarías? —El brillo de sus ojos mostraba claramente la respuesta que quería que Lilia le diera—. Un derecho de opción preferente que se adapte bien a mí. Lilia levantó las manos en señal de rendición, sabiendo que cualquier dueño de un circo estaría más tranquilo con la legalidad de los contratos. —Joachim maneja todos los aspectos del negocio. Tal vez deberías contactar con él directamente. —Lo haré, y le diré que tú lo sugeriste. —Suena bien. Stevia señaló hacia la tienda que había detrás y se encaminó a la más grande y

salivaba ante la perspectiva. Sería té autentico. Pequeñas hojas

arrancadas de arbustos, secas y oxidadas, inmersas en agua hirviendo.

Foro Purple Rose

Página

A Lilia

132

brillante. —Déjame ofrecerte una taza de té.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

—No hay necesidad de eso —dijo Lilia educadamente, sin querer deberle nada a Stevia por semejante placer caro y de contrabando. —Oh, sí la hay —sonrió Stevia—. Mira, te he estado esperando, Lilia Desjardins. —Los ojos de Lilia debieron de haberse abierto ampliamente porque Stevia lanzó una risita—. El té va por mi cuenta, y sí, es autentico. Lilia debería haber sabido que la dueña de un circo podría entender el doble sentido de su comentario.

*****

Montgomery tuvo una mala sensación cuando recibió la llamada. Todavía no era de noche, el cielo se oscurecía, el momento era ese intervalo entre la rutina diaria y la más peligrosa llamada, noche. Él estaba intranquilo, disgustado porque no tenía ni idea de en qué clase de problema se habría podido meter Lilia, incluso más disgustado que si no hubiera nada para averiguar sin dejar un rastro de pistas Su nueva escucha de oído estaba ajustada y le pellizcaba el lóbulo, y el hecho de que todavía tuviera que encontrar una manera de desactivarlo, no mejoraba su ánimo. —He recibido un chivatazo anónimo de una unidad de mensajes público de las zonas bajas —anunció el distribuidor, con su voz emanando desde cada escritorio en el laberinto de los cubículos de los detectives—. Quien llamó, informó sobre sonidos de violencia detrás de la puerta cerrada de una oficina. —¿Identificación de la voz? —preguntó Tupperman —Uso un codificador de voz, señor. —Entonces, sabe más de lo que está dejando ver —murmuró Tupperman. —Incluso tal vez sea el asesino —murmuró Dimitri. El otro detective, molestó a Montgomery con su actitud hastiada y con las expectativas de que su

—Un lugar llamado Breisach y Turner, en el centro.

Foro Purple Rose

Página

—¿Dónde y cuándo? —preguntó Tupperman en voz alta.

133

antigüedad sería la baza que necesitaba.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

—Me ocupo yo —dijo Montgomery, levantando su mano antes de que el distribuidor hubiera acabado de decir la dirección. ¿Habría regresado Lilia a enfrentarse con Rachel? Montgomery podía creer que esa reunión acabaría de mala manera. —No puede arriesgarse, aunque el uniforme lo verificará primero —estuvo de acuerdo Tupperman—. Dimitri, irás con Montgomery. Si es, simplemente, un B&E16 o una pelea, ambos harán algo de ejercicio. Dimitri gruñó mientras se levantaba de su escritorio, pero Montgomery no lo esperó. Estaban caminando hacia el garaje de bicicletas, verificando su equipo, cuando la llamada de la división entró. —Necesitamos identificación en Breisach y Turner —dijo el joven oficial y Montgomery perdió su ritmo. —No hay ningún fuego, Montgomery —dijo Dimitri—. ¿No te enseñaron en Topeka que los cadáveres esperan? —Y las evidencias se destruyen si el sitio no es asegurado —respondió Montgomery—. Llegar a la escena lo antes posible, es lo que aprendí. Incluso si es malo, tienes una mejor oportunidad de encontrar testigos. —Le lanzó una mirada a Dimitri, sabiendo que esta historia ficticia de Topeka era una fuente de entretenimiento en el departamento—. Pensé que los listillos de Nueva Gotham me enseñarían un poco del procedimiento operativo básico. Dimitri hizo un gesto pero no respondió a eso. —Rastrearé la unidad de mensajes —dijo él, mientras ambos ponían en marcha sus motocicletas. Dimitri pidió al distribuidor para que le leyera la dirección y la localización—. Tal vez tengamos suerte. Montgomery sabía que ya era muy tarde. —Ya se ha ido. —Tomaremos sus huellas. —No habrán —Montgomery estaba seguro de ello—. Él pensó en utilizar un

16

B&E: Acrónimo de allanamiento de morada

Foro Purple Rose

Página

134

codificador de voz y un lector público. Tenía un plan.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

—Si es que fue un él —dijo Dimitri con una sonrisa—. Algunos de esos codificadores proporcionan el cambio de género, también. ¿No te enseñaron en Topeka a no hacer suposiciones, Montgomery? Llegaron a la calle, donde había sirenas a todo volumen, mientras conducían a la oficina de Breisach y Turner. Montgomery no podía ir lo suficientemente rápido. ¿Cómo de lejos habría llegado Lilia para conseguir lo que quería? Él podía imaginar que su determinación y su pasión podían llevarla fácilmente a cometer un error. ¿Cómo de lejos habría llegado Rachel para defenderse a sí misma y a sus secretos? Montgomery no quería adivinar quién habría perdido en semejante encuentro. Él pasó a través de la puerta de Breisach y Turner, por delante de Dimitri, empujando hacia un lado a los policías con uniforme, y casi tuvo que darse la vuelta para retroceder al pasillo. La mujer muerta en el suelo era Rachel. Y ella había sido eviscerada.

***** La mesa de Stevia estaba colocada de forma parecida a una mesa de té Victoriana. Había juegos disparejos de tazas de té y platos, y una lata de té de plata maltratada. Micheline estaba de pie junto a la mesa con orgullo. —¿Coleccionaste todas estas cosas? —preguntó Lilia, dejando que la niña viera su admiración. Micheline simplemente asintió y se sonrojó. Stevia aclaró su garganta suavemente. —No preguntes. —Lilia entendió que Stevia creía que la colección había sido robada del casco viejo. Esa era la filosofía del circo: hacer uso de lo que encuentres y no hacer muchas preguntas. Lilia habría apostado que a Micheline le había costado menos tiempo en el

blanco fácil para la palabrería esotérica.

Foro Purple Rose

Página

cualquier otro hubiera estado obligado a hacer, pero entonces, Lilia era un

135

casco viejo, encontrar lo que quería, cortesía de ese tercer ojo, que lo que


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

—Deberías conseguirle a Micheline una placa de radiación —sugirió—. Tal vez una pseudo-piel. Stevia la miró. —¿Por qué? —Bien, si ella va al casco viejo a pedir suministros —Lilia usó el léxico del circo para la apropiación ilegal de bienes—, entonces sería un buen plan para hacer un seguimiento de su exposición. De esa manera puedes asegurarte de que no se intoxique por radiación. —Pensé que eso sólo pasaba después de una explosión. —No, puede darse en cualquier momento. Es acumulativo. —Stevia hizo una mueca, hizo un comentario acerca de las personas que detonaban los dispositivos nucleares y que era inapropiado para la política de la compañía, luego le señaló una silla—. Por favor, sírvete. Lo nuestro es tuyo. Stevia levantó la tetera para verter un poco y Lilia se reclinó sobre la mesa para tomar una bocanada de la buena sustancia, antes de darse cuenta. —Ceylon Black.17 —aspiró con placer. —Hojas sueltas, incluso. —había orgullo en el tono de Stevia. —Mi madre siempre ha dicho que no podía conseguir una taza de té decente de la marca Mason-Dixon. Stevia se burló. —Bueno, ella nunca ha venido a mi mesa, ¿verdad? Lilia sorbió con satisfacción, a continuación se encontró con la mirada de Stevia. —¿Pero porque me estabas esperando? ¿Cómo puede ser eso? Si vine por un impulso. —Bien, yo tampoco lo creía, si eso te hace sentir algo mejor. Pero él me dijo que había una sorprendente probabilidad a favor, de que vinieras, y que las probabilidades estaban definitivamente a favor de que vinieras esta semana. ―Ella sacudió su cabeza—. Él tenía una extraña manera de expresarse, así que se me quedó grabado en mi mente. Probabilidad. Esa era la única palabra que Lilia tenía que escuchar para saber

Ceylon Black: Es una clase de té. Es una de las especialidades del país (Sri Lanka). Tiene un aroma que

recuerda cítricos frescos, y se utiliza tanto sin mezclar, como en mezclas.

Foro Purple Rose

Página

17

136

quien había sido el visitante de Stevia.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

—Gid estuvo aquí —susurró. —No sé su nombre. —Ella frunció sus labios—. Pudo haber sido a principios de Agosto. Tal vez los últimos días de Julio. Lilia estaba demasiado impresionaba para hablar. Gid había sabido que estaba en peligro. Él había supuesto, no sólo que ella vendría al sur, sino también que vendría al circo en algún momento. Incluso que asistiría a la conferencia. Era desconcertante darse cuenta de lo predecible que era. —Te dejó algo especial. Lilia debía haber parecido alarmada, porque la mujer más vieja sonrió aliviada. —No te preocupes. Es agradable. ¿Quién más sabría de esto, aparte de Stevia? ¿Era ella del tipo de mujer que mantenía su boca cerrada? ¿O simplemente tenía un precio? Lilia no podía adivinar la respuesta y eso no le gustaba ni un poco.

*****

Montgomery se recompuso, aseguró la escena, y miró de nuevo. Rachel había sido abandonada por el asesino, en la misma postura que el mutante que Lilia había encontrado muerto en el casco viejo. Era una manera muy distintiva de dejar un cuerpo. O este era trabajo del mismo asesino, o alguien había hecho una copia. No podía evitar darse cuenta de que sólo él y Lilia habían visto las imágenes del mutante en Gotham. Excepto que él había cargado las imágenes en su ordenador. Alguien podía haber accedido a ellas desde allí, y las arañas cibernéticas podían haber generado automáticamente enlaces directos.

evidencia.

Foro Purple Rose

Página

—Tranquilo, amigo —dijo el policía más joven—. No vomites sobre la

137

¿Dónde estaba Lilia?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery tragó fuertemente e hizo como si estuviera tomando notas. Rachel estaba muerta. Nunca se les ocurrió a sus compañeros de oficina que Montgomery conocía a la víctima. No había razón para que se hiciera la asociación, y Montgomery no era el único que tenía conflictos con la escena. Estaba agradecido de que Rachel hubiera sido tan cuidadosa de enmascarar su conexión. Montgomery dudaba que hubiera alguna pista, en algún lado, en las bases de datos de La República. Él sabía que nunca habría sido capaz de manejar eso por sí solo, mucho menos habría sobrevivido, a su primer mes en la sociedad humana, sin su asistencia. Y ahora, ella estaba muerta. Y todos sus secretos con ella. ¿Cómo completaría su misión? En el momento en que Dimitri regresó, Montgomery había medido y examinado el pasillo y empolvado la puerta en busca de huellas. Se introdujeron en la escena junto con el capitán de equipo y el grabador de imagen. La vista del cuerpo violado de Rachel, hacía que Montgomery pensara de nuevo en las consecuencias del voluntariado. Sin Rachel y su información, él no sabía nada. Él no era el tipo de persona que podía, fácilmente, depender de la intervención divina, para que enderezara las cosas. ¿Qué iba a hacer? ¿Cómo iba a regresar a casa? Rachel estaba muerta. Montgomery se sentía abandonado y aislado. Él sabía que debía haber otros ángeles con misiones terrestres, pero no sabía quiénes eran. Rachel no había dejado ninguna conexión hacia ellos tampoco. Era el procedimiento, limitar el daño, si uno de ellos era capturado y obligado a hablar. Rachel, Montgomery estaba seguro, nunca hubiera hablado. ¿Qué les pasaba a los voluntarios que morían? Todo era tan mortal, tan definitivo.

exitosa, los voluntarios recuperaban sus alas. Los exitosos regresaban a su previa existencia celestial.

Foro Purple Rose

Página

al cielo? Las asignaciones terrestres eran temporales y después de una misión

138

Todo era una negación de lo que ella había sido inicialmente. ¿Habría regresado


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Pero la vida de Rachel se había ido. Su cuerpo no era más que una cáscara, una dañada. ¿Su alma habría regresado a su creador? Montgomery no lo sabía, no tenía a nadie a quien preguntarle, y estaba asustado por la trascendencia de lo que había visto. Incluso lo más importante, si Rachel se había ido, no había nadie para terminar su‖misión< Cualquiera que hubiese sido. Excepto Montgomery. Eso le hacía saber que la misión de Rachel era más importante que la de él. Él tenía que saber lo que ella sabía, mientras todavía pudiera enterarse. Tenía que terminar tanto su misión como la de ella. Sólo había un recurso disponible. Montgomery pasó al lado de Dimitri, sacó su prueba, y con su receptor de datos tomó la información del cadáver de Rachel antes de que alguien pudiera

Foro Purple Rose

Página

139

detenerlo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

IX

Traducción SOS por Sera, Aishliin y Emii_Gregori Corregido por Anelisse

D

ecir que Lilia estaba sorprendida que Gid la hubiera dejado a propósito hubiera sido la subestimación del siglo.

―Bueno, aquí está. ―Stevia dejó el collar en la mano de Lilia. Él dejó esto con estrictas instrucciones de que sólo debería dárselo a Lilia Desjardins. Se aseguró de que supiera como lucías también. Lilia se quedó mirando al barato medallón y la cadena agrupada en la palma de su mano. El "oro" ya estaba desconchándose y la cadena tintineaba en su mano como si estuviera hecha de papel de aluminio. Había una espléndida L en parte delantera del colgante. Era la pieza de joyería más fea que nunca había visto. Lilia intentó ver algún vínculo entre este chapucero medallón y la elegante pieza de platino en su mano izquierda, ambas elegidas por el mismo hombre, y fracasó. ¿Le había querido dejar Gid algún comentario al estado de su relación, o era esto algún tipo de nota de suicidio? El té parecía cuajarse en el intestino de Lilia. ―Bonito,‖ ¿no?‖ ―Stevia extendió un dedo y acarició la superficie del medallón―.‖ Si‖ tuviera‖ mi‖ inicial‖ en‖ él,‖ podría‖ haber‖ olvidado‖ que‖ era‖ tuyo, ―dijo y era sólo medio en broma. Lilia estaba tentada a darle el medallón a Stevia, justo ahí y ahora, pero Gid debía haberlo dejado para ella por alguna razón. Quizás debería venir con una hoja de trucos. ―Bueno, ¿no‖soy‖afortunada,‖entonces?‖―se las arregló para decir.

Pero Gid nunca había sido cruel.

Foro Purple Rose

Página

Contra toda expectativa y creencia, Gid, un hombre con un gusto exigente en todo tipo de ornamentos, había dejado este pedazo de basura para Lilia. Se sentía como si hubiera sido abofeteada, como si estuviera teniendo esa última y horrible discusión con él una vez más.

140

―¡Ya te digo! ―Stevia vertió otra taza de té para cada una de ellas.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Quizás no era realmente de Gid. Lilia levantó un par de imágenes de su PDA, incluyendo esa de Gid que ella le había enseñado de Miss Agente Especial a Breisach y Turner. Lo colocó para desplazarse por las imágenes y le pidió a Stevia que identificara al hombre que había dejado esto. Stevia levantó la‖ imagen‖ de‖ Gid‖ sin‖ dudarlo.‖ ―¿Más de un admirador? ―le tomó el pelo. —Yo sólo no esperaba nada como esto. —¿Quién lo haría? ¿Por qué no te lo pones? Lilia elevó la cadena alrededor de su cuello con alguna duda. Se ubicaba en el pasador de algodón escondido cubriendo su escote, luciendo no menos hortera de lo que lo hacía antes. ―¡Perfecto!‖ ―Una fantasía romántica puso el brillo en los ojos de Stevia―. ¿Quizás es una proposición de matrimonio? ―¿De mi marido? ―¿Estás casada con él? Oh, entonces, quizás es una invitación a una cita. O un regalo‖ de‖ aniversario,‖ ―Stevia parpadeó, luego sorbió su té con una sonrisa maliciosa―. Deberías abrirlo y descubrirlo. Lilia dudó que Gid hubiera dejado cualquier tipo de mensaje dentro de este medallón, y dudó incluso más que fuera romántico o inapropiado para sus ojos. De hecho, ella estaría sorprendida si Stevia no hubiera echado ya un ojo por sí misma. Gid, siendo Gid, hubiera calculado seguramente la probabilidad de que eso fuera‖ bastante‖ alto.‖ La‖ gente<‖ como‖ los‖ dueños‖ de‖ los‖ circos<‖ quienes‖ sobrevivían al margen de la ley tendía a ser curiosos. Los mantenía con vida. Gid había aprendido un montón sobre esa gente, cortesía de Lilia. Ella‖ sonrió.‖ ―Quizás simplemente no usó su circuito integrado de Nuevo Gotham y quería que yo hiciera uso de él mientras estuviera aquí. Stevia se rió, pero su curiosidad no estaba disfrazada mientras Lilia abría el medallón. El broche estaba un poco pegajoso pero cedió de repente, y lo que fuera que había dentro salpicó hacia el té de Lilia.

Foro Purple Rose

Página

Era un caramelo. Lilia podía verlo a través de la lente del té. Era uno de esos pequeños caramelos dulces y amargos con forma de corazón, de colores pastel con un escrito rojo a un lado.

141

―¡Oh‖no!‖―gritó Stevia y corrió a por una cuchara limpia.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

LOV U 4EVER18 aquellas letras deletreadas, al menos hasta que empezaron a disolverse. Supo entonces, y sin lugar a dudas, que Gid había dejado esto para ella. Nueve años antes, le había propuesto matrimonio con un duplicado de este caramelo, un disparatado hecho que nadie sabría excepto Gid y ella. Nadie hubiera anticipado que él podría ser un romántico tan peculiar. Inesperadamente, de que había sido Gid. Sincero. Honrado. Leal. Así que era cierto que los polos opuestos se atraen. Lilia parpadeó para alejar las lágrimas, dándose cuenta de lo que había perdido y deseando que las cosas hubieran sido diferentes. Quería borrar esa última discusión, viajar en el tiempo y trazar sus pasos de nuevo. Excepto que entonces no hubiera conocido a Montgomery. Pensó en la forma en que besaba Montgomery y la forma en que la hacía suspirar, trucos que Gid no había sido capaz de dominar, y sus lágrimas volvieron otra vez. No era justo. ―Oh, se está derritiendo ―dijo Stevia con decepción. Puso la cuchara abajo en la mesa―. Deberías bebértelo. Eso tiene que ser de buena suerte, o al menos mejor suerte que tirarlo. Parecía vulgar decirle a Stevia que Gid estaba muerto. Lilia se calló y se bebió el té, el cual tenía un extraño sabor cortesía del caramelo disuelto, y se preguntó cuál había sido la razón de Gid. Había pasado por un montón de problemas para probar que había sido él quién le había dejado este pedazo de basura. No tenía sentido. Esto no era normal de la lógica de Gid que Lilia había conocido. Lo que significaba que Lilia estaba perdiéndose su motivo.

18

LUV U 4Ever: en este caso quiere decir "Te amaré, para siempre".

Foro Purple Rose

Página

142

*****


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

El silencio casi crepitaba. Montgomery estaba bastante consciente de que sus compañeros policías lo miraban con horror. Había una diferencia considerable a su alrededor. Él estaba arrodillado al lado de Rachel. —Oye,‖Montgomery,‖eso‖es‖enfermizo,‖―murmuró Dimitri. Montgomery programó su PDA para descargar cualquier cosa que ella tuviera. Sus compañeros policías estaban disgustados, pero él no tenía ni idea de cuánto pasaría hasta que uno de ellos interviniera. ―¿Es así como lo hacen en Topeka? ―preguntó un oficial uniformado con desdén―. ¿O sólo en la franja del placer? Montgomery miró a ambos con una mirada afilada. ―Tenemos una escena del crimen no hay evidencia real. Puede que ella identificara al asesino antes de su muerte, o levantara un registro adecuado. En Topeka, no tenemos miedo de explorar todos los ángulos. ―Recuérdame que nunca vaya a Kansas, ―murmuró Dimitri. ―Difícil de creer que nadie tendría que decirte eso,‖―el oficial uniformado dijo en voz baja. ―Dios ―dijo el fotógrafo y dejó la oficina. Montgomery estaba más interesado en el hecho de que la PDA de Rachel había sido borrada. Incluso sector de identificación estaba en blanco. La parte de atrás del cuello de Montgomery se erizó. Rachel tenía el mismo software vírico instalado que Fitzgerald. ¿Por elección? ¿O se la había instalado el asesino para asegurarse de que no pudiera pasarle información a nadie más? No había forma de saberlo seguro. Soltó su prueba y se puso en pie, sintiendo el alivio de sus compañeros. Estaba aliviado por él mismo. El software lo persuadió de que la misma persona había matado a Rachel y Fitzgerald, y estaba seguro que Lilia no había matado a su marido. ―¿Y bien? ―preguntó Dimitri.

Foro Purple Rose

Página

―Será mejor que estés esperando acabar con nada ―dijo Dimitri con la malicia que Montgomery había llegado a asociar‖con‖los‖otros‖policías―. Un pequeño regalo digital podría estropearte‖ tu‖ PDA,‖ Montgomery.‖ ―Miraba como si disfrutara ver esto ocurrir.

143

―Nada ―dijo Montgomery.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery ignoró a Dimitri y consideró la escena. No había signos de una entrada por la fuerza a la oficina, la ventana estaba cerrada y la puerta había estado ligeramente entreabierta cuando los primeros oficiales llegaron. ¿Conocía Rachel a su agresor? ¿Con quién se había reunido hoy? ¿Por qué no se había ido ya a Chicago? El juez de instrucción llegó con su habitual bullicio eficiente y urgió a los oficiales a que se apartaran mientras‖se‖ponía‖a‖trabajar.‖―Bueno, ¿no es esto un desastre? ―dijo‖alegremente―. ¿Han tocado algo? ―Montgomery compartió información con ella, ―dijo Dimitri. El juez le lanzó a Montgomery‖una‖mirada‖considerada.‖―¿Y? —Su PDA estaba borrada, incluso el sector de identificación. El juez frunció el ceño y se puso a trabajar, llamando al fotógrafo de vuelta para capturar las imágenes específicas que él quería. ¿Dónde estaban Breisach y Turner? Los silbidos que Dimitri había dejado para esos caballeros no estaban dando ninguna respuesta. Quizás Rachel no había considerado a quien quiera que había ido a la puerta de la oficina que fuera una amenaza, incluso no hubiera conocido a la persona en cuestión. No hubiera tenido miedo de Lilia. Montgomery no podía evadir ese pensamiento no deseado. ―Oye, este es un mutante ―pronunció el juez de instrucción. Había levantado la manga de Rachel y su tatuaje estaba expuesto en su antebrazo izquierdo. ―Eso‖ hace‖ la‖ vida‖ m{s‖ f{cil‖ ―dijo Dimitri con gusto―. Recoged, chicos. Nos vamos fuera de aquí. El‖ fotógrafo‖ alejó‖ su‖ c{mara.‖ ―Una pérdida de bites. Tenía unos buenos disparos. Montgomery estaba asombrado por el rápido cambio de sus actitudes.

Foro Purple Rose

Página

―Utilizaba el nombre de Rachel Gottlieb. ―Leyó Montgomery como si no lo supiera―.‖ Recogida‖ adulta por el cazador de mutantes Rhys ibn Ali en New Concord en el 2090. Abandonó su trabajo asignado seis meses después, fue declarada inmediatamente desaparecida, pero nunca fue encontrada. ―Levantó

144

―Pide‖esto‖para‖mí‖―dijo‖el‖juez‖a‖Montgomery―. Podemos concluirlo con un la identificación. —Leyó el número de Rachel de su tatuaje y Montgomery lo introdujo en su PDA con una petición de identificación para la base de datos central.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

la mirada, luego le mostró su PDA al juez―. En la imagen del archivo, tenía el pelo más oscuro. El juez le echó un vistazo a la imagen. ―Aunque todavía es ella. Mira esos pómulos. No puedes comprar implantes como esos. ―Pensaba que era una recepcionista ―dijo Dimitri―. A ser mutante, explica por qué los socios no están detrás de mí acosándome con preguntas. ―Huelen más preguntas, preguntas difíciles ―dijo Montgomery y los otros asintieron en acuerdo. Breisach y Turner podían ser acusados de esconder propiedad robada, propiedad de la Republica, y si pudiera probarse que ellos sabían que Rachel era mutante. ―Ella puede que hubiera sido‖algo‖m{s‖que‖personal‖de‖oficina‖―dijo‖el‖juez‖ de‖manera‖casual―. Ella era bastante atractiva. Montgomery estaba sorprendido por el pensamiento. Pero Rachel había sido dedicada a su búsqueda y pragmatismo. Él no dudaba que ella hubiera sido preparada para hacer negocios, incluso los no convencionales, para completar su misión. Pero algo la había detenido. ¿Qué había descubierto? Dimitri ojeó la imagen del archivo de Rachel, todavía mostrado en la PDA de Montgomery.‖―Completamente nena, con tus entrañas en su lugar. ―Obviamente era lo suficientemente lista para hacerse pasar por un normal y sus defectos eran fáciles de esconder.‖ Me‖ pregunto‖ qué‖ era.‖ ―El juez cortó lo que quedaba de la ropa de Rachel, desnudando su cuerpo con indiferencia. Montgomery inhaló bruscamente cuando su ropa interior fue cortada y desechada, observando como los otros oficiales de policía se reunieron para mirar boquiabiertos. Si hubiera sido una mujer normal, su cuerpo hubiera estado escondido de la vista. ―Todo parece estar en su lugar adecuado para mí ―bromeó Dimitri. Los otros se rieron entre dientes, hasta que el juez le dio la vuelta a Rachel. Los policías dejaron de reírse, sorprendidos hasta el silencio por las dos largas y diagonales cicatrices en su espalda.

Foro Purple Rose

Página

―Mierda ―susurró uno―. ¿Qué tipo de mutación es esa?

145

La boca de Montgomery se secó. Él tenía un par exactamente iguales.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

—Deben haberle quitado unos tumores —meditó el juez—. O podía haber sido un órgano extra. Es difícil decirlo sin registros médicos‖ completos.‖ ―Miró a Montgomery―. ¿Están ahí? Montgomery comprobó el archive, luego negó con la cabeza. ―Tenía las cicatrices cuando fue recogida, y fue por qué falló el S.H.A.D.E. 19 Las cicatrices de Rachel habían sido suficientes para condenarla. Montgomery sintió una nueva consciencia de su propia vulnerabilidad. ―Pasa todo el tiempo.‖―El juez habló con desdén, chasqueando los dedos para el equipo de las bolsas de cuerpos―. Debía haber sido muy inteligente. Lástima que no lo hizo para cumplir su deber en el servicio de la Republica. ―Sí, de rodillas delante de algún senador ―sonrío Dimitri satisfecho, ganándose un punto menos en el punto de vista de Montgomery. El juez de instrucción casi sonrió. ―Este está fuera de nuestras manos. ―¿Tienes su número, Montgomery? ―preguntó Dimitri y Montgomery asintió con la cabeza―. Bueno, entonces, solamente lo retiraré cuando volvamos a la comisaría. ¿No te gustaría que todos pudieran ser tan fáciles? Hubo una carcajada de acuerdo. El cuerpo de Rachel se retiró como si fuera basura y estuviera dando una limpieza superficial a la oficina. Montgomery se encontró dándole una última mirada. Aparte de las manchas en la alfombra, la oficina estaba tan limpia como lo había estado la última vez que había visitado Breisach & Turner. Esto no podría haber sido un robo o un acto de violencia al azar, o que Rachel hubiera detenido al ladrón. Él sospechaba que había muerto por algo que ella sabía. Al igual que la mutante en el casco viejo. Tal vez como Fitzgerald. Fuera lo que fuera por lo que había sido, Lilia estaba decidida a saberlo también.

19

S.H.A.D.E.: Ejecutivos de Defensa de Súper Humanos Avanzados,

Foro Purple Rose

Página

―¡El tiempo es oro! ―recitó Micheline tan pronto como la taza vacía de Lilia tocó el plato. Stevia rió con indulgencia, siendo un poco indulgente con ella misma, Lilia siguió las indicaciones de la chica.

146

*****


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―En primer lugar, ponlo de arriba a abajo, ―mandó Micheline. Lilia lo hizo, asegurándose que el último poso de té fuera derramado en el plato―. Gíralo tres veces, ya que el sol se pone, ―mandó la niña, y entonces, sacudió un dedo hacia Lilia―. Y pide un deseo. Lilia deseaba una pista sobre lo que Gid estaba tratando de decirle. Micheline‖apartó‖sus‖manos.‖―¿Preparada para el futuro? ―Voy a tener unas palabras con el lector de cartas del tarot, ―dijo Stevia en voz baja. Micheline volvió a volcar la taza con una floritura, y Stevia y Lilia se quedaron sin aliento. Nadie necesitaba ninguna habilidad especial para ver las imágenes que estas hojas de té habían formado. Había una línea ondulada en un lado de la taza, y en el otro, un hombre con alas. ―¡Un ángel! ―balbuceó Micheline. ―Un ángel oscuro, ―dijo Stevia con autoridad. Señaló la línea ondulada―. ¿Una serpiente? Yo creo que Lilia va a ser tentada en algún momento próximamente. ―Ella sacudió un dedo hacia Lilia―. Ese marido tuyo tiene algo bajo la manga, eso está seguro. Lilia‖ dejó‖que‖Stevia‖que‖ creyera‖lo‖que‖quisiera‖creer.‖El‖“{ngel‖oscuro”‖en‖la‖ copa‖le‖dio‖una‖idea<‖no‖iba‖a‖pensar‖por‖un‖segundo‖sobre‖la‖tentación. Se‖ volvió‖ hacia‖ la‖ niña.‖ ―A lo mejor voy a ver más ángeles. ¿Me podrías mostrar tus ángeles, Micheline? ―Son sólo su imaginación, ―criticó Stevia. Sin embargo, Micheline extendió la mano y tocó la frente de Lilia con los dedos. Estaba un poco pegajosas con mermelada, pero aterrizaron donde el propio tercer ojo de Lilia si hubiera estado, si hubiera tenido uno. Lilia tuvo la más elemental idea de los ojos de Micheline retroceder antes de cerrar sus párpados. ¿Era para mostrar el resultado? La niña tomó una respiración profunda, con el rostro sereno. ―Sí. Los ángeles te permitirán verles,‖ ―susurró‖ Micheline‖ lenta‖ y majestuosamente.

Lilia habló en voz baja. ―¿Sabes cuándo, Micheline?

Foro Purple Rose

Página

―Mañana. Ellos se manifiestan mañana.

147

El pelo en la parte posterior del cuello de Lilia se erizó. La voz de Micheline se había convertido en una reminiscencia de los tonos de resonancia de Armaros y Baraqiel.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

—Temprano. Cuando todavía está oscuro. ―¿Dónde? ―Te llevaré. ―¿Dónde te encontraré? Micheline levantó la punta de los dedos de la frente de Lilia, y luego abrió los ojos‖ y‖ habló‖ con‖ autoridad.‖ ―Te encontraré en el circo. Los ángeles me dirán donde ir. Stevia y Lilia intercambiaron una mirada y Lilia asintió con la cabeza ligeramente, dejando que la otra mujer supiera que ella se haría cargo de la niña. ¿Podría realmente haber más ángeles mutantes? Parecía que iba a averiguarlo. El escritorio de Montgomery estaba pitando cuando él regresó a su cubículo. Con su tacto, seleccionó a una serie de enlaces directos para su disfrute visual. Aunque no todo le agradaba. Le mostró las actividades de Lilia en Nuevo Gotham, ordenados por fecha y hora. •‖Imagen:‖Y654892 Fuente: chip de datos de Lilia. Fecha y hora: 10/27/99,21:03 •‖Vid:‖Lilia‖Desjardins Fuente: NGPD cámara de seguridad de Vid. Fecha y hora: 10/27/99, 22:36 •‖Vid:‖Desjardins‖Lilia Fuente: cámara de seguridad, Breisach and Turner. Fecha y hora: 10/28/99, 12:37 •‖Imagen:‖R374591 Fuente: Imagen Policial rápida del ladrón. Fecha y hora: 10/28/99,19:47

Foro Purple Rose

Página

Su historial académico en el Instituto de Estudios de la Radiación fue la principal diferencia que Montgomery vio en la nueva pantalla. Lilia no había demostrado mucho valor académico en sus años en el Instituto. Montgomery habría esperado tanto, dada su aversión aparente del programa de la Sociedad. Una vez más, se preguntó porqué se había tomado la molestia de aplicarse a la escuela en el en primer lugar.

148

La visita de Lilia a Breisach and Turner había sido señalada por el vídeo de seguridad. Él tomó la sugerencia y miró al registro de Lilia. Fue a un nivel diferente de la base de datos, uno más profundo de lo que había visto anteriormente. Era de suponer que el sistema había autorizado un vistazo a los registros de Lilia.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lo que le sorprendió fue que Lilia había recibido cuatro premios de competencia consecutivas en materias básicas, por una habilidad excepcional en la disección y la vivisección. Montgomery se dejó caer pesadamente. La disección y la vivisección no podían ser para los débiles de corazón. ¿Fue la delicadeza de Lilia un acto? Siguió los enlaces a través del programa de derechos y los planes de estudio para los cursos de disección y la vivisección. Ellos eran, si cabía, peor que podía haber esperado. La base de datos y registros del Instituto no podía ser mentira. Lilia, sin embargo, había mostrado una tendencia a manipular la verdad. ¿Lilia era una asesina de mutantes? Montgomery no lo podía creer. ¿Estaba dispuesto a apostar su vida por ello? Si sus cicatrices eran reveladas, podría ser clasificado como un mutante. ¿Le la espalda ella? ¿Le enviaría al circo? ¿O sólo lo haría ella si el orgullo llevaba razón? Montgomery hizo girar su silla. Le gustaba el sentido del honor de Lilia. A él le gustaba que ella viera que las reglas no eran importantes. Le gustaba su feroz lealtad y le gustaba su pasión. Respetaba que ella se presentara como más difícil de lo que era, aunque sólo fuera para proteger su idealismo. Él también la quería, la deseaba más de lo que había sentido por ninguna mujer humana. ¿Se atrevía a confiar en sus instintos? Rachel le había advertido acerca de involucrarse emocionalmente con los humanos. Ella había dicho que su deseo por Lilia le nublaba el pensamiento. En lugar de perseguir Lilia, debería centrarse en terminar el trabajo que Raquel había comenzado. ¿Cuál había sido la misión de Rachel? Sólo podía pensar en una manera de averiguarlo. Montgomery no omitió la ironía de que tenía que romper las reglas él mismo, así como lo hacía Lilia, para arreglar las cosas. Él tenía que pedir a los ángeles su ayuda.

Foro Purple Rose

Página

*****

149

Pero primero, tenía que hablar con Lilia acerca de sus premios de competencia en la disección y la vivisección.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

La noche había caído en el momento que Lilia dejó el circo. Ella no estaba segura si se había demorado sobre la mesa de té, porque le gustaba la Stevia o porque había tan poco entusiasmo por la compañía de sus compañeros Darwinistas Nucleares. La noche por delante carecía de una promesa segura. Lilia se atuvo a sus principios, evitando los transportadores, y anduvo todo el camino de regreso al hotel. El bar del vestíbulo estaba lleno de Darwinistas Nucleares, todos mezclados y mezclados, y el ruido era considerable. La última cosa que necesitaba o quería Lilia eran cócteles, canapés, y charlar. Tenía los pies doloridos, su espalda le dolía, estaba acalorada y sudorosa, y la caca de perro parecía decidida a aferrarse a su zapato hasta el final de los tiempos. Echó un vistazo a sus compañeros asistentes a la convención y pensó seriamente en irse a casa, en ese mismo momento. Después de todo, ella no tenía ninguna conclusión correcta y un gran y gordo archivo como prueba de que sus instintos acerca de que Gid había estado en lo cierto. Pero entonces, nunca la había detenido antes. Ella podría archivar el pasado, recoger sus maletas, y dirigirse a la estación sin que nadie notara la diferencia. Era una propuesta tentadora, por supuesto, pero ese momento fue cuando ella descubierta. —¡Lilia! ¡Ahí estás! Lilia sabía sin necesidad de girarse que era Blake Patterson, el antiguo compañero de habitación de Gid y muy posiblemente la única persona en la conferencia que la habría recibido con una voz amiga. Él también era el único asistente al que no podía ignorar. Blake era un encanto, a pesar de que tenía un talento para sacar de Lilia lo peor de ella misma. Ella estaba convencida de que era comparar y contrastar, como las novias insistiendo en que sus damas de honor llevaran vestidos sin gracia. Cuando una persona necesita verse bien, como Blake Patterson siempre, una persona que necesita saber dónde encontrar de forma fiable un poco de atención. En Lilia Desjardins.

Foro Purple Rose

Página

O tal vez para asegurarse de que nadie más en el vestíbulo omitiera a Lilia. Ella sintió la hostilidad en que sus compañeros se fijaron en ella, sintió la temperatura volverse absolutamente helada en el vestíbulo.

150

―¡Lilia! ¡Por aquí! ―gritó Blake en el vestíbulo, y luego agitó una bebida y Lilia no podía hacerle un desaire.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

La desaprobación que se destilaba en su dirección era justo lo que Lilia necesitaba para ir unos pasos hacia atrás. Su madre siempre había dicho que Lilia hacia todo lo posible por superar y vences los obstáculos. Ella irguió los hombros, sonrió y se abrió paso entre la multitud hacia Blake como si ella fuera la reina de la fiesta de graduación. Era difícil no ver a Blake: media metro noventa y ocho, rubio y bronceado, un Adonis en carne y hueso. Sólo el bronceado debía haberle costado una fortuna en‖el‖spa<‖dada‖las interminables nubes que cubrían la República desde lo de las‖ armas‖ nucleares<‖ y‖ Lilia‖ siempre‖ se‖ preguntó‖ qué‖ profundidad‖ se‖ encontraba en empeñado. El resultado resultó espléndido en esta ocasión, como de costumbre, el estado desaliñado de Lilia hacía el contraste perfecto. Aun así, su estilo de vestir levantó los ánimos de Lilia. Fue refrescante encontrar a un hombre que vestía como un pavo real en medio de decenas de científicos y frikis de las matemáticas que rara vez se veían sin sus batas de laboratorio. Blake llevaba una chaqueta rojo cereza con cremallera y pantalón negro equipado para mostrar sus ventajosas piernas largas. Su cabello rubio llegaba a los hombros y había sido peinado para que pareciera como si hubiera acabado de llegar de un paseo por una playa. Su sonrisa era tan brillante que podría haber alimentado los ascensores del hotel. Arrugó la nariz en su zapato adornado cuando llegó a su lado, entonces empujó un vaso de‖algo‖burbujeante‖en‖la‖mano.‖―Eres un desastre ―declaró―. Pero te quiero de todos modos. Él le dio un trío de besos en el aire, alternando las mejillas, una bienvenida que Lilia disfrutó más de lo que podría haber esperado. ―Eres brillante al sugerir el cambio de nombre del premio para Gid ―le‖ susurró‖él‖al‖oído―. He oído que el Consejo de los Tres lo aprobó por completo. ―No hay Consejo de Tres,‖―objetó Lilia, luego, tomó un sorbo de vino. Estaba frío y le golpeó el estómago como la sacudida de un rayo―. Solíamos discutir sobre eso en las habitaciones todo el tiempo. ―No, especulábamos sobre quiénes eran los miembros ―corrigió Mike MacPherson. Otro compañero de cuarto de Gid desde hacía mucho tiempo, Mike estaba de pie detrás de Blake.

Foro Purple Rose

Página

En contraste con Blake, Mike había ido con la opción masculina más segura, una chaqueta azul marino con pantalones gris oscuro. Su pelo oscuro estaba salpicado con unas pocas canas en las sienes. Mike lucía como el persistente

151

Como su sombra, por así decirlo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

investigador que era, el que pasaba las largas horas en los laboratorios de investigación del Instituto, buscando las patentes de los medicamentos y ganando dinero para el equipo. Lilia siempre supo que a ella él podría haberle gustado mucho más si hubiera cambiado de trabajo. Por lo menos él se había deshecho de la bata de laboratorio para las festividades. Mike había conseguido también un corte de pelo desde la última vez que Lilia lo había visto. Qué podría haber sido en su boda. Después de todo, los no Darwinistas Nucleares habían llegado al servicio conmemorativo de Gid. Lilia no tenía duda de que su conflicto con la Sociedad, se encargaría de Gid no recibiera la despedida que merecía. Tanto Mike y Blake habían ganado su sexto grado y tenían los tatuajes conmemorativos en la frente para demostrarlo. Blake había elegido el ojo en la pirámide, el símbolo masónico que había aparecido una vez en la moneda de la República. Fue una elección popular, como el loto mándala elegido por Mike. ―Hola, Mike, ―dijo Lilia y Blake saltó de la sorpresa. ―¡Mike!‖ No‖ te‖ vi,‖ ―exclamó Blake, como era previsible. Mike y Lilia intercambiaron tristes miradas, ya que ambos habían estado allí y hecho eso antes, luego, tintineaban los vasos. ―Él es una estrella, ―murmuró Mike. Lilia casi arrojó‖ su‖ bebida.‖ ―Lo bueno es que lo amamos tanto como lo hacemos,‖―susurró ella. Mike‖sonrió.‖―No significa que vayamos a votar por él, sin embargo. ―Oí eso, ―protestó Blake. Bebieron y se detuvo la conversación. Lilia sentía el fantasma de Gid furtivamente junto a ellos. Si los demás tenían el mismo sentido, nadie lo menciono. Bebieron. ―Vosotros dos siempre hacíais apuestas sobre quién era el Consejo de los Tres, ―dijo Mike intensamente después un largo momento. Lilia puso los ojos en blanco, incluso al recordar comentarios de Doc. Mina―. Nadie admite que el Consejo existe.

Foro Purple Rose

Página

Blake‖ dijo‖ con‖ una‖ sonrisa.‖ ―Mientes lo suficientemente bien para ser una política, mi amor.

152

―Pero Lilia siempre se las arreglaba para convencerme de que tenía razón y tomó mi dinero de todos modos,


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿Eso es un‖cumplido?‖―le preguntó Lilia―. ¿O quieres decir que desde que declaraste tu candidatura, no podemos confiar en ti nunca más? Blake,‖para‖su‖sorpresa,‖no‖sonrió.‖―Dime entonces, ¿puedo contar con tu voto? Lilia‖le‖miró‖fijamente.‖―Escuché que te habías pasado al lado oscuro. Esperaba que no fuera cierto. Tenía la gracia de enrojecerse. ―Bueno, la sociedad no es perfecta, pero creo que el cambio es mejor lograrlo desde el interior. Ser candidato para presidente de la Sociedad es la mejor manera, que sé hacerlo. ―Malo, Blake. Es una posición vacía,‖todo‖el‖mundo‖lo‖sabe.‖―Hasta allí llegó lo prudente. El vino espumoso ya‖le‖estaba‖soltando‖la‖lengua―. El Consejo de los Tres toma todas las decisiones, sean quienes sean, en estos días. Si no quieres hacer nada, deberías ser candidato del Consejo. ―¡Lilia! ―le‖reprendió Blake como sólo él lo podía hacer. Él haría a alguien una buena madre un día―. No hay ningún Consejo de los Tres. Eso es sólo la propaganda perpetuada en contra de la Sociedad. ―No había convicción en su tono, así que Lilia lo empujo. Mike miró. ―Se serio, Blake. Recuerda a quien le estás hablando aquí. ¿Quién va a ser el candidato del espectáculo, si no el Consejo? ―El nominado de la Junta de Gobernadores... ―... Son un montón de personas en sí. No pretendas que no sabes la verdad, no conmigo. Ambos sabemos que necesitas para subir en el Consejo de los Tres, si quieres tener una verdadera voz en las cosas. ―Lilia tomó un trago de vino―. Incluso mejor, tienes que ser el Único. Mike murmuró una maldición y se disculpó. Blake miró un poco nervioso mientras revisaba para ver quién podía estar escuchando. Luego sacudió la cabeza, bajando su voz nuevamente. Lilia tuvo el extraño pensamiento de que se inclinaban juntos como amantes y quiso reír.‖ ―Así no es cómo funciona, Lilia. Una posición en el Consejo de los Tres es un compromiso, otorgado a aquellos que han servido a la sociedad. Ser candidato a la presidencia es un comienzo. -Tú sabes mucho acerca de este proceso.

Foro Purple Rose

Página

―No. Eso se basa en la nula información o, como mucho, en chismes. Suenas como si tuvieras datos duros ahora. ¿Dónde encuentras este material? ¿Quién está en el Consejo ahora, de todos modos?

153

Se encogió de hombros. ―Tú fuiste la que solía especular...


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Lilia, no deberíamos estar hablando de esto. Hay cosas que no debe decirse, no si quieres salir adelante... ―O elegido para presidente de la Sociedad. ―O esto. ―Él le dio una mirada severa―. No te metas con el Consejo. ―¿Qué sabes tú? —Nada.‖ Déjalo,‖ Lilia.‖ ―Blake devolvió el resto de su bebida―. Por tu propio bien. Interesante. Mike llegó luego con recambios, tanto Lilia y Blake cayeron sobre él como si tuvieran reseca. Ella chasqueó los dedos, tratando de recuperar el tono juguetón de la conversación de antes. ―Lo que me recuerda, Blake. ―Él‖la‖miró‖con‖cautela―. Tú nunca me pagaste esos últimos cincuenta créditos que me debías. ―¿Para qué? —Mike preguntó. ―Te desafió a probar que Doc. Mina no era la maestra a cargo del Consejo de los Tres, y nunca lo hizo. Esta vez, Mike resopló su vino. ―No creo que debamos hablar de esto, ―siseó Blake. Mike continuó‖ como‖ si‖ no‖ hubiera‖ oído.‖ ―¿Has oído, Lilia, que Rhys está presionando para tu expulsión de la Sociedad sobre los ángeles-mutantes? Dice que estaban cazando ilegalmente. ―¿Es‖el caso de la paja en el caldero negro? 20,‖―replicó Lilia y se enganchó otra copa de vino espumoso. La suya se había vaciado con notable rapidez. Ella hizo un guiño a Blake―. Rhys nunca hizo nada legal en su vida. Hey, tal vez el es del Consejo de los Tres. ¿Qué piensas tú, Blake? ―Déjalo, ―dijo entre dientes. Lilia intercambió‖ una‖mirada‖con‖Mike.‖―Nerviosismo preelectoral, ―susurró Mike y asintieron con la cabeza cómplices. ―Dime, Lilia, ¿por qué será que estoy esperando un espectáculo cuando tú presentes ese premio?‖―Blake preguntó.

20

“Es el caso de la paja en el caldero negro”: Es un modismo utilizado para acusar a una persona de

ser culpable de lo que uno mismo está diciendo.

Foro Purple Rose

Página

Los dos amigos intercambiaron miradas cómplices.

154

―¿Por mí? ―Lilia trató de mirarlo inocentemente y estaba segura de que había fallado. Ella era mejor en aparentar se recatada que inocente.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Deprisa, deprisa. Consigue aquí tus entradas antes, ―dijo Mike, sonando como un vendedor ambulante de circo, y Blake se echó a reír. Lilia se sintió aliviada al ver a su encanto era fácil para hacer una reaparición. ―Hablando de espect{culo.‖ ―Blake le dio un codazo a Mike―. Muéstrale tu tatuaje a Lilia. El cuello de Mike estaba enrojecido y desvió la mirada. ―No sé... ―Lilia,‖es‖mejor‖que‖insistas‖―dijo Blake. Mike sólo se puso más rojo. ―Los tatuajes son para siempre, ―respondió ella―. Siempre hay tiempo. ―Pero no serás capaz de verlo una vez que el pelo vuelva a crecer. Lilia se preguntó si realmente quería ver el tatuaje. También se preguntaba dónde estaba. Ni siquiera quiso pensar en cómo Blake lo sabía. ―¿Viola‖el‖código‖de‖S&D?‖―preguntó ella. ―No vas a creer lo que este idiota hizo cuando consiguió su séptimo grado, ―dijo Blake sacudiendo la cabeza. El tatuaje estaba en la coronilla de su cabeza, en el séptimo chakra para conmemorar el séptimo grado. Lilia exhaló aliviada y Blake le dio una mirada extraña. ―¿De dónde pensaste que estaba? ―preguntó. Cuando Lilia se ruborizó, Blake se echó a reír―. Tienes una mente pervertida. ―El‖peligro de la viudez temprana, ―dijo Lilia, luego deseó no haberlo hecho. El fantasma de Gid parecía hacerse más y más tangible. ―Agáchate y déjame ver, ―dijo Lilia a Mike. Se pasó la mano por la cabeza. ―El pelo está creciendo, al menos. ―Para de dejarlo. ―Blake puso la mano en la parte posterior del cuello de Mike y empujó su cabeza hacia adelante. En la coronilla de la cabeza de Mike, visible a través de su pelo corto, había un sonriente personaje de dibujos animados.

Foro Purple Rose

Página

155

Lilia se sorprendió tanto‖que‖se‖rió‖en‖voz‖alta.‖―¿La naranja Orv? ¿Se puso a Orv en la cabeza?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿No‖ es‖ loco?‖ preguntó Blake—. El hombre pasa su séptimo grado, se gana una reputación para el trabajo en los laboratorios excepcionales, y se tatúa un personaje de dibujos animados en la cabeza para conmemorar su logro. ―Hey, no es cualquier personaje de dibujos‖animados,‖―protestó‖Mike―. Este es Orv la naranja, la mascota oficial de la Sociedad de la Luz del Sol de los Darwinistas Nucleares en el programa de Cura de sol, querido por los niños en toda la República... ―¿Ves? ―interrumpió Blake―. Ahora incluso habla como un publicista. Tal vez el tatuaje juegue con su cabeza. ―Tal vez la tinta gotea en el cerebro,‖―sugirió Lilia. ―Tal vez sea el espíritu del mismísimo Orv, ―dijo Blake. ―Si es Orv, ―insistió Mike mientras ponía su mano sobre su corazón―. Él pone el sol en mi vida con su presencia. Lilia y Blake se quejaron. ―Vas a necesitar una mejor historia de aquí a un tiempo, ―dijo Blake. ―Sólo‖si‖me‖afeito‖la‖cabeza,‖―respondió Mike. Lilia‖levantó‖las‖manos.‖―No quiero oír el resto de esta conversación. —Miró a Mike y se rió mientras ella tuvo un pensamiento―. Más te vale que no te quedes calvo para siempre. Mike negó con la‖ cabeza.‖―Vamos. No seas tan dura. Gid Incluso tenía a Orv tatuado en su primer chakra... Mike golpeó la espalda de Blake bruscamente y el otro se quedó en silencio, su cuello colorado de inflexión. ―Lo siento ―murmuró Mike y bebieron en silencio. Miraron a su alrededor, buscando desesperadamente un tema de conversación que no fuera Gid o el Consejo de los Tres. Lilia pensó que no podría ser más torpe, luego, Blake dio un suave silbido. ―Bendito sea la pseudo-piel‖ ―susurró él mientras miraba a la entrada del hotel. Lilia sabía de inmediato que había llegado.

Foro Purple Rose

Página

156

Es curioso cómo las cosas parecían animarse cada vez que Montgomery aparecía.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

X

Traducido por Aishliin y Clo Corregido por kuami

L

ilia vio a Montgomery buscarla entre la multitud, sintió la mirada fija en su objetivo en su objetivo, a continuación, vio que pasó directamente hacia ella. El parecía triste como un verdugo. Ella se sorprendió al sentir su cuerpo responder ante su presencia, a pesar de que su gemelo malo estuviera desaparecido en combate. Tenía que ser la pseudo-piel. Ella apartó atrás el resto de su vino y lo encontró a mitad de camino. La pseudo-piel era una maravilla de la tecnología moderna, que volvía a cualquier aficionado en un superhéroe. De media pulgada de espesor, la pseudo-piel era un polímero elástico ligeramente integrado con una malla de plomo. La mejor pseudo-piel requiere una exploración del cuerpo para la instalación, y es fabricado para cada usuario individualmente. Las matrices de las capas de malla de plomo eran diseñadas por ordenador para la superposición y crear una barrera de radiación. En el mejor de los trajes, como el primer traje de cadenas de Gid y, sin duda, Montgomery llevaba uno, una protección equivalente a ser encerrado en cuatro pies de plomo. Pero mucho más flexible. Una pseudo-piel ajustado como un guante, aunque era más grueso y pesado que la versión natural del cuerpo, ya que era una capa de protección, de ahí el nombre.

Foro Purple Rose

Página

Lilia encontraba gracioso cómo algunos hombres se arriesgaban con su bragueta: los llevaban todo el tiempo. Cualquier sugerencia de que esta práctica era una exageración era recibida con hostilidad. Ella rutinariamente abandonó el suyo, porque, bueno, no quedaba mucho para proteger en esa vecindad particularmente.

157

La ajustada bragueta, eran una densa resina sintética que era prácticamente impermeables, y los protectores del tórax eran del mismo material completando el conjunto de ambos sexos. El plan era proteger las joyas de la reproducción, por así decirlo, y la tiroides, las partes del cuerpo que con más entusiasmo absorbían la radiación. En términos prácticos, la gente no usar los protectores de tórax mucho fuera de las zonas de riesgo porque la armadura pesaba mucho.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery no perdió el tiempo en formalidades. ―¿Dónde‖estaba‖esta‖tarde,‖ Sra. Desjardins? Lilia miró a sus estudios del oído, firme en su lugar, y se preguntó en su juego. ―Por la ciudad. ¿Por qué? ―Yo‖ hago las preguntas, Sra. Desjardins. ―Su‖ tono‖ era‖ firme,‖ pero‖ fue‖ la‖ frialdad en sus ojos lo que notó Lilia. ―¿Qué‖ha‖pasado? Él se sacudió una mirada reprimida, una sin decir lo más mínimo. ―Si‖est{s haciendo preguntas a un ciudadano, tienes la obligación de decir por qué, ―Lilia continuó, odiándose porque siempre parecía estar recitando el código de la ley en la presencia de este policía. Él la miró durante un segundo, a continuación, le mostró su mano bruscamente. La imagen a todo color era de la recepcionista en Breisach & Turner, eviscerada exactamente del mismo modo que Y654892. Lilia tuvo que apartarse para impedir que su bebida fuera a parar a las botas de Montgomery. ―Dos‖ asesinatos‖ muy‖ similares,‖ me‖ recordó‖ quien‖ había informado del primero. Lilia tenía la mano sobre su boca. Sentía Montgomery mirarla, midiendo su nauseas. No había pasado mucho tiempo desde que había hablado con la recepcionista.‖―¿Cu{ndo‖sucedió‖esto? Montgomery‖no‖respondió.‖―¿Dónde‖estaba‖usted hoy? ¿Tiene usted testigos? Ella conoció su mirada, reconociendo que ella no iba a admitir que la había visto esa mañana y que podía ser su testigo. ¿Dónde mintió su lealtad? Ella lo quería saber ―¿No‖es‖la‖recepcionista mutante de Breisach & Turner? No se sorprendió por la pregunta o sus matices. ―¿Cómo‖la‖conociste? ―No‖lo‖hice. Montgomery dio Lilia un vistazo.

Foro Purple Rose

Página

―Sra.‖ Desjardins,‖ le recuerdo que la muerte de Gideon Fitzgerald fue considerada un accidente y que no se está haciendo ningún favor a dedicarse a lo que es un caso cerrado.

158

Ella‖suspiró.‖―Fui‖a‖Breisach‖y‖Turner‖esta‖mañana. Su dirección fue la última de la información en la PDA de Gid, cuando la conseguí. Así que fui allí, pensando que podría recordarlo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella realmente odiaba su tono oficial. ¿Por qué no podía él parecer más amable? ―¿Por‖qué‖la‖ha llamado mutante?―preguntó‖en‖voz‖baja. ―Debido‖a‖que‖era‖una. Vi el final de su tatuaje hoy. Él tomaba apuntes en su PDA y era imposible de leer. Una vez m{s.‖―¿A‖qué‖ hora fue eso? Como‖ si‖ él‖ no‖ lo‖ supiera.‖ ―Debe‖ haber‖ sido‖ alrededor del mediodía, porque tenía hambre. ―¿Y‖de‖dónde‖comiste? ―No‖ lo‖ hice.‖ ―Lilia‖ se‖ encogió‖ de‖ hombros―. Yo estaba molesta demasiado para comer. ―¿Molesta? ―Ella‖ estuvo mintiéndome. Dijo que no conocía a Gid, pero estoy segura de que ella reconoció a su imagen. ―Eso‖no‖es‖concluyente,‖ ―dijo Montgomery, con esa voz tranquila de nuevo. Si él hubiera dicho algo remotamente intimo, esa voz le hubiera dado escalofríos a Lilia. Cuando ella, se enderezó le sostuvo‖su‖mirada.‖―En‖mi línea de trabajo, pocas cosas son siempre concluyentes. Corro sobre la tripa, Montgomery. Yo sabía que ella me mintió y yo tenía que pensar en lo que la verdad puede ser. Fui al circo. Él arqueó una ceja.‖―¿Por qué? ―Debido‖a‖que‖existen‖menos‖reglas,‖y‖que‖funciona para mí. ―Ella‖le‖sostuvo‖ la mirada desafiante y él simplemente la miró, y luego volvió tomar notas. ―¿A‖qué‖hora‖llegaste‖aquí? ―Hace‖alrededor‖de‖una‖hora.‖Blake‖y‖Mike‖me‖vieron entrar. ―En‖su‖mirada inquisitiva, Lilia señaló a los dos hombres. Blake estaba mirando a Montgomery con gran interés mientras que Mike estaba más intrigado con su‖ bebida―. Viejos compañeros de habitación de Gid. Ellos tienen una especie de derechos adquirido de mi afecto.

Los ojos de Montgomery se redujeron con esa noticia.

Foro Purple Rose

Página

―Él‖te mira a ti, Montgomery, no a mí.

159

Montgomery miró a Blake, y sostuvo la mirada retándolo durante un momento y luego miró hacia Lilia. ―No‖parece‖mirarte con mucho afecto, ―murmuró y Lilia no pudo reprimir una sonrisa.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia‖ se‖ echó‖ a‖ reír.‖ ―Él‖ es‖ único.‖ Podía‖ hacer unas introducciones si estás interesado. ―Deja eso ―dijo Montgomery lentamente de manera que Lilia se encontró con su mirada una vez más. El verde de sus ojos se cocía a fuego lento mientras la miraba y ella sintió un cosquilleo sintió un cosquilleo responder al comienzo del bajo vientre. Ella realmente se necesitaba llegar a la franja placer para conseguir alguna liberación orgásmica. ¿Se ofrecería Montgomery a ser su guía? Luego parpadeó y era formal‖de‖nuevo.‖―Permíteme ser franco, Sra. Desjardins ha hablado o estado contacto con dos mutantes desde su llegada a Nuevo Gotham, los cuales han muerto de la misma forma casi simultáneamente después de su contacto con ellos. Usted no tiene coartada y su registro muestra un cierto... desprecio por la autoridad y la ley Republicana. ―Nunca‖mataría‖a‖un‖mutante, ―dijo Lilia. La‖ voz‖ de‖ Montgomery‖ era‖ difícil.‖ ―Eres miembro de la Sociedad de los Darwinistas Nucleares. Tuvo la máxima puntuación en la disección y las clases obligatorias vivisección. Durante cuatro años, fuiste la más rápida y la mejor, y por desgracia para ti, estamos buscando a un asesino que conoce sabe cómo manejar un bisturí. ―La‖disección‖y‖la‖vivisección‖de‖clase‖fue‖hace mucho tiempo. ―Lilia‖habló de todo con un nudo en la garganta. ―Entiendo‖ que‖ la‖ cirugía‖ no‖ es‖ tan‖ diferente‖ de‖ ser un buen tirador con un arma. Es un talento innato, de lo que dice nuestro médico forense, y que no se olvida. Lilia tragó saliva. No había nada que pudiera decir en su propia defensa. Ni siquiera la verdad. ―¿Es‖dueña‖de‖un bisturí, la Sra. Desjardins? ―No,‖nunca‖lo‖he‖tenido.‖ ―Qué‖raro.

Foro Purple Rose

Página

Su mirada buscó la suya, buscando los puntos débiles en sus murallas. Lilia estaba segura de que había alguno, pero su mirada era desconcertante aún. ―Esto‖ no‖ es‖ una investigación de homicidio, ―dijo en voz baja―. Aún. Sin

160

―Eso‖se‖ha‖dicho‖de‖mí‖antes.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

embargo, el abuso deliberado de mutantes en la historia señala hacia los asesinos violentos. Lilia se sintió enferma con la implicación. ―Asegúrese‖ de‖ que‖ tiene‖ una‖ coartada‖ para‖ la‖ duración de su visita, Sra. Desjardins. Te aconsejo que te mantengas alejada de los mutantes. ―Se volvió para salir y Lilia se aclaró la garganta. ―Montgomery.‖ ―Esperó‖ hasta‖ que‖ miró‖ hacia‖ atr{s――‖ Tal vez deberías cuidar tu espalda. Un destello iluminó sus ojos, la prueba de que reconoce sus propias palabras de la‖noche‖anterior.‖―Y‖¿por qué haría eso? ―Todo‖el‖mundo‖con quien habla en esta ciudad acaba muerto. Lilia‖se‖encogió‖de‖hombros―.¿Quién sabe? Tal vez estás en la lista. Dio un paso hacia ella, su voz cayendo peligrosamente. ―¿Me‖ est{s amenazando, Sra. Desjardins? ―Sólo‖haciendo‖una‖observación.‖Por‖suerte‖para‖ti, no eres un mutante. Algo encendió en sus ojos, algo que hizo Lilia se preguntara que había dicho. ―Disfrute‖ de‖ la‖ noche,‖ Lil,‖ ―dijo en voz baja, luego giró sobre sus talones y salió del hotel. Ella lo miró irse y sabía que Gid habría calculado la probabilidad de cualquier posterior disfrute de esta tarde por su parte a ser muy baja. Tal vez no existe. Ella era inocente, pero no podía demostrarlo, que no era el más elevado de realización posible. Y realmente, si Montgomery fue en busca de personas que conocían su manera alrededor de un bisturí, el hotel fue reservado con trescientas almas que habían pasado por lo menos cuatro años de Disección y la vivisección. La mayoría de ellos se había destacado en ello, como los cursos separados el proverbial el trigo de la paja en el Instituto de Estudios de Radiación.

La única persona que sabía la verdad era que los estudiantes de postgrado, que estaban inconvenientemente muertos y por lo tanto incapaces de ofrecer

Foro Purple Rose

Página

Sabía que eventualmente apreciaría la ironía de eso.

161

Cada uno de ellos era capaz de haber cometido estos dos asesinatos, que se implicaron a Lilia, pero Lilia, que había engañado descaradamente en los cursos con la asistencia de un estudiante de postgrado determinados, fue la sospecha de elección.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

testimonio en nombre de Lilia. No tenía sentido contar Montgomery, la verdad, ya que acaba de sonar como una mentira útil que no pudieron ser corroboradas. Por otro lado, era obvio que alguien que no sabía la verdad estaba tratando de juntar a Lilia arriba. Ella miró a través del vestíbulo y sabía que podría limitar el potencial de los candidatos a todos en la sociedad, excepto a sí misma. Eso no era muy útil. Mucho menos útil era el hecho de que Lilia no podía entender por qué alguien lo tendría por ella. Ella sabía que podía ser molesta en una escala pequeña, pero era difícil pensar en sí misma de ser digno del esfuerzo de estar acusada de asesinato. Por otra parte, tal vez subestimó su capacidad para marcar a la gente. Ya había ocurrido antes. Lilia habría escapado, pero Rhys ibn Ali le saludó con un vaso de cristal levantado.‖―¡Lilia! ―¡Lilia! ―se‖hizo‖eco‖de‖sus‖compinches,‖su línea de coro. ―Nuestro‖ propia ángel rebelde, ―dijo Rhys y todos cayeron riendo por su brillante ingenio. Lilia no era un gran fan de Rhys. Era bien parecido y seguro, del tipo de persona que cree que no hay reglas que se apliquen a él. Él era el cazador sombra principal de la Sociedad, pero sólo porque hicieron la vista gorda a muchas de sus prácticas menos éticas. Parecían tener un acuerdo: le hacía parecer una estrella si no hablaba demasiado sobre la técnica. Era un precario equilibrio, porque Rhys se adoraba tanto que no sólo quería compartir detalles íntimos de su esplendor con todos, pero no podía ver que él había hecho algo malo. ―Sólo‖voy a subir mi habitación, Rhys. Ha sido un día largo y todo eso. ―Fue‖ lo mejor que podía hacer en términos amables y de cortesía. Ese era Rhys, después de todo. Trató de dar un paso por delante de él, sin éxito. ―Tienes‖que‖tener‖un‖poco‖de‖tiempo para tomar una copa, ―insistió―. No he tenido la oportunidad de hablar contigo todavía. Lilia‖le‖miró‖con‖recelo.‖―¿Desde cuándo quieres hablar conmigo?

Foro Purple Rose

Página

¿Qué‖sabia‖Rhys?‖―¿Ah,‖sí?‖No‖me‖di‖cuenta‖que‖lo habías visto.

162

―Desde‖que‖tuve‖una‖agradable‖charla‖con‖Gid‖el verano pasado. ―Su‖sonrisa‖ no se reflejó en sus ojos.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Alguien tendió a Lilia una copa de vino, no vio quien, y más tarde volverla loca y que estaba tan interesado en observar como Rhys acaba de lanzar ese comentario en ella de nuevo. Que estuviera borracho hizo más fácil estar en su compañía. ―Oh,‖ sí. ―Miró‖ por‖ encima‖ de‖ su‖ grupo y consiguió que con la insinuación, cada uno de ellos de repente se desinteresara de la conversación. ―Debió de haber sido sólo un par de días antes de morir. ―Él‖se‖acercó más, muy parecido a una serpiente como Lilia lo veía―. Así que, ¿cuánto tiempo había estado instigando a Gid? Gid había sido el pedazo de negociante más limpio que ha nacido, pero Lilia lo manipuló.‖―Oye,‖no‖hagas que hable más alto, no justo antes de la ceremonia de entrega de premios, ―susurró ella―. Toda la sociedad te mirará. Rhys se tranquilizó‖y‖bajó‖la‖voz.‖―Es‖cierto.‖Pero‖¿él qué estaba capturando? Estaba realmente confundido. No es de extrañar que muriera como lo hizo. Tú llenaste su cuerpo de basura, es sólo cuestión de tiempo antes de que tú te olvides de protegerte. ―¿Alguna‖vez se le vio tomar alguna droga? ―No,‖Gid‖no‖era‖estúpido.‖Si‖yo‖hubiera‖visto,‖podría‖haber conseguido que lo echaran de la Sociedad. Pero su discurso fue suficiente para condenarlo. Cuando dijo que tenía que ayudarlo, yo estaba seguro de que se había vuelto loco. ―En‖realidad. ―Lilia se abstuvo de observar que Gid tendría que haber vuelto loco para tener que preguntar a Rhys cualquier cosa. ―Entonces‖pensé‖que‖me‖estaba ofreciendo un ángel mutante. ―Rhys rió para sus adentros―. Eso fue por qué le escuché tanto como lo‖ hice.‖ ―La copa de Lilia estaba vacía de nuevo. Era evidente que había un problema con los niveles de humedad en la barra de bar, cuando todas las bebidas alcohólicas se evaporan antes de poder ser consumidas. Un chico trajo otra a Lilia, directamente en el momento justo. Miró a sus pechos, se ruborizó, y luego huyo. Lilia bebió.

Y tal vez para encontrar el germen de la verdad en su historia.

Foro Purple Rose

Página

El truco consistía en averiguar por qué.

163

Rhys mientras tanto estaba en su elemento. Si pensó que Lilia sería devastada por su historia, que se le ocurriera otra vez. Gid nunca había tomado drogas en su vida. Rhys estaba mintiendo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿Él‖habló‖de‖{ngeles mutantes?―‖dijo‖Lilia, impulsándolo. ―Un‖ {ngel,‖ sólo‖ uno.‖ Insistió‖ en‖ que‖ no‖ era‖ un mutante. ―Rhys‖ se‖ rió‖ de‖ la‖ estupidez de esta idea. ―Quiero‖decir,‖un‖verdadero‖{ngel‖de‖la‖verdad, "un mensajero de Dios". Gid dijo que tenía que ayudarle evitar el desastre, que el ángel le había pedido que lo hiciera. Eran locuras. ¿Qué había descubierto Gid? ¿Había hablado con un ángel? ¿Y qué le dijo el ángel? ―¿Qué‖tipo‖de‖desastre? ―No‖ lo‖ sé.‖ Vamos, Lilia, que era cosa absurda. ―Apuró su copa, asintiendo con la cabeza a sí mismo. ―A‖ pesar‖ de‖ todo‖ tiene‖ una‖ especie‖ de‖ sentido‖ ya‖ que tú conseguiste a Gid. Todo el mundo sabía que era un loco enamorado de ti. Él debió de acabar perdido.‖―Él‖ dio un vistazo a Lilia―. ¿Por qué rompieron? Lilia decidió que mantenerse tranquila era una mejor opción social que mostrarse brusca con Rhys delante de‖testigos.‖―No‖es‖asunto tuyo. ―Ernestine‖est{‖decidida‖en‖echarte de la Sociedad. ¿Por qué? ―Tú conoces a Ernestine mejor que yo, ―dijo Lilia‖ligeramente―. Nunca la he visto desnuda, después de todos. Rhys‖señaló‖con‖el‖dedo‖a‖Lilia.‖―Eso‖es‖historia antigua... ―¿Lo‖ es?‖ Quiz{s‖ ella‖ aun‖ est{‖ excitada por ti. Tal vez es eso lo que está pasando. Rhys,‖como‖era‖previsible,‖encontró‖esta‖lógica‖atractiva.‖―Hey.‖Quizás. Lilia‖ lo‖ utilizó.‖ ―¿No‖ crees‖ que‖ sea curioso que Ernestine esté jugando duro conmigo por los ángeles mutantes? ¿Quién sería tu única competencia verdadera en el campo? ¿Y cuál sería la captura del siglo, y quien la logró? Los oscuros ojos de Rhys adquirieron‖un‖brillo‖hostil.‖―Esa‖debería‖haber‖sido‖ mi captura y lo sabes. ―No,‖no‖lo‖sé.

Foro Purple Rose

Página

―Entonces, ¿por qué no los capturaste?

164

―Los‖vi‖primero.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Tomó un sorbo largo y lento de su bebida. Su actitud era definitivamente resentida, lo que era interesante. Lilia recordó su sensación de que Armaros y Baraqiel la habían dejado capturarlos y se preguntó si no se lo habían permitido a Rhys. ―No‖seas‖tan‖arrogante,‖Lilia.‖La‖sociedad‖va‖a‖ser‖implacable‖contigo‖por‖esto. ―No‖es‖que‖tú‖los‖hayas‖alentado‖ni‖nada‖así. ―¿Yo? ¿Qué podría hacer yo? ―Dices‖que‖viste‖a‖los‖{ngeles‖primero.‖Si‖eso‖es‖verdad,‖podrías‖testificar‖que‖ no están alterados quirúrgicamente y salvar mi trasero. Rhys‖amplió‖la‖sonrisa.‖―¿Por‖qué‖haría‖eso,‖Lilia?‖¿Exactamente,‖qué‖beneficio‖ obtendría de eso? Lilia acabó su‖ bebida‖ y‖ apartó‖ el‖ vaso‖ a‖ un‖ lado.‖ ―Sabes,‖ Rhys,‖ no‖ puedo‖ entender por qué la gente dice cosas tan terribles de ti. Eres simplemente el corazón y el alma de la compasión, un campeón entre los hombres. ―Ella‖ le‖ pellizcó la mejilla, un poco demasiado‖duro,‖y‖él‖hizo‖una‖mueca―. En verdad eres un bastardo desalmado, ―susurró‖ella―. Tal vez Ernestine es demasiado buena para ti. Entonces Lilia giró en el lugar, con la intención de hacer su salida, pero se encontró a uno de los ex compañeros de clase de Gid bloqueando el camino a las escaleras. Era alto y delgado, una pizca de pelo rojizo le cruzaba la parte superior de la cabeza. ―Hola, ―dijo,‖ empujando‖ la‖ mano‖ hacia‖ Lilia‖ con‖ nerviosismo―.‖ Probablemente no me recuerdes. Soy Cecil O'Donnell y este es Rob McMurtry. Sólo queríamos decirte que lamentamos oír lo de Gid. ―Gracias. ―La‖pareja‖se‖veía‖tan‖ansiosa‖de‖ser‖reconocida‖que‖Lilia‖no‖podía‖ haber‖ hecho‖ otra‖ cosa―. Enviaron donaciones, ¿no? Recuerdo sus nombres. ―Ellos‖ asintieron‖ y‖ arrastraron‖ los pies un poco, sin saber a dónde llevar la conversación‖desde‖aquí―. Estuvieron en algunas de las clases de Gid, ¿no? ―Rastreo‖ Encubierto, ―le‖ confirmó‖ Cecil―. Gid y yo fuimos compañeros de laboratorio. ―Informes‖ B{sicos‖ y‖ Mantenimiento‖ de‖ Bases‖ de‖ Datos de Integridad, ―dijo‖ Rob, y luego le dio un codazo a Cecil.‖―Ese‖fue‖un‖curso‖difícil.

Foro Purple Rose

Página

Una‖ mujer‖ empujó‖ entre‖ ellos‖ para‖ hablarle‖ también‖ a‖ Lilia.‖ ―Lamento‖ lo‖ de‖ Gideon. Era un buen tipo. ―Ella‖ asintió‖ bruscamente con la cabeza, tocando

165

Lilia asintió, sin tener nada que añadir a eso.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

brevemente el hombro de Lilia como si fueran aliadas en alguna guerra de la que‖Lilia‖no‖sabía‖nada―. Tonya Erikson. ―Gracias,‖Tonya. ―Oye,‖ aquí‖ hay‖ alguien‖ a‖ quien‖ debes‖ conocer.‖ Aquí‖ est{‖ nuestro‖ último‖ célebre investigador, ―dijo‖ Cecil,‖ señalando‖ a‖ un‖ pequeño‖ chico de cabello oscuro―.‖Nicholas‖di‖Giovanni. Era el mismo chico que‖le‖había‖traído‖a‖Lilia‖su‖último‖trago.‖―Sólo‖ll{mame‖ Nick, ―dijo,‖habl{ndole‖directamente‖a‖los‖senos‖de‖Lilia. Parecía poco probable que lo fueran a llamar de cualquier manera pronto, pero parecía estar dispuesto a esperar y darles su oportunidad. Lilia no lo estaba. Dio sus excusas y se regresó a su habitación. Lilia estaba agotada. Encendió el video y pareció que los seis mil canales estuvieran exhibiendo a alguien ó algo, teniendo sexo. Lilia era plenamente consciente de su propio anhelo de bailar en horizontal y la falta de un compañero. Si Montgomery aparecía de nuevo con aspecto de renegado, puede que lo sorprendiera. ¿Por qué él estaba viviendo una doble vida, de todos modos? ¿Cuál era el verdadero Montgomery? Lilia tenía miedo de que fuera el policía entrometido. Puso el video en aut-surf21 para cambiara de canal cada tres segundos. Le gustaba usar una fantasía de testosterona para instalar otra. Por lo menos, era mejor que sentarse en silencio. Los canales cambiaban. Se sentía mareada, desorientada y desenfocada, lo que tal vez se debía a que había ingerido una gran cantidad de vino espumoso con el estómago vacío. Lilia se quitó las botas y se liberó de su corsé. Se tendió desnuda sobre la cama, sin preocuparse por una vez, donde estaban los monitores de vigilancia. Ella estaba dolorida, cansada y un poco ebria. Su vientre gruñía y tenía motivos para quejarse, dado lo poco que había comido durante el día. Su cuerpo quería dormir, pero sus pensamientos giraban como las imágenes del video.

21

Aut-surf: Tecla de auto cambio del canal de la televisión.

Foro Purple Rose

Página

166

No había nada en la sala, excepto la Biblia. A falta de una mejor opción, Lilia la sacó del cajón.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

La encuadernación de cuero imitación estaba grabada con el nombre de la caridad que había donado la Biblia, los Gideons. Había algo curioso al respecto, dado que Gid había sido el ateo más vehemente que Lilia había conocido. La mayoría de los Darwinistas Nucleares eran ateos y agnósticos, Lilia siempre había pensado que sería difícil hacer las paces con los planes de investigación del Instituto si había alguna posibilidad de ser juzgada por participar. Se volvió hacia la poca propaganda de información sobre los Gideons, suponiendo que habían sido nombrados por su fundador. Pero no. El nombre provenía de dos capítulos en la Biblia, Jueces 6 y 7, que hablaba de la fe demostrada por un Gideon ante Dios. Lilia reinició la Biblia, que parecía estar todavía totalmente cargada, y tanteó a través del índice, maldiciendo el hecho de que los versículos de la Biblia no estuvieran en orden alfabético. Por último, llegó al capítulo 6 mostrado en la pantalla, pero el versículo 22 casi la hizo dejar caer la Biblia. ―Y‖ Gideon‖ dijo:‖ "Ayúdame, Señor Dios, porque he visto un ángel del Señor cara a cara." Lilia cerró bruscamente la Biblia. Rhys había dicho que Gid también había visto un ángel. ¿Y si había más ángeles? ¿Y si Gid le había dicho a otras personas? ¿Y si la sociedad no había estado muy complacida de que hubiera decidido llegar a un acuerdo con Lilia? ¿Y si el enigmático Consejo de los Tres había decidido hacer algo respecto de la potencial insubordinación de Gid? Lilia estaba inventando cosas y lo sabía, no mejoraba las cosas que su teoría pareciera buena. Tal vez eso decía más por el vino espumoso que cualquier otra cosa. Ahora en realidad estaba avanzando a rastras y supo que tenía que dormir un poco, con los pensamientos arremolinándose o no. Tal vez todo tendría sentido en la mañana. Tal vez no.

Gid habría sabido qué hacer. Gid siempre había sido práctico y lógico, mientras que Lilia golpeaba de refilón por la pasión.

Foro Purple Rose

Página

Como la piedra filosofal. ¿No se supone que cayó del cielo, de la frente de Lucifer?

167

Comprobó su PDA para saber la hora del amanecer y estableció la alarma para no quedarse dormida para su encuentro con Micheline. Se metió en la cama, desnuda a excepción del medallón de Gid, y se subió las mantas hasta la barbilla. Tocó el medallón mientras la luz cambiante del video inundaba el dormitorio y trató de encontrar la clave que haría que todo tuviera sentido.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Alguna vez la hija de su madre. Alguna vez la que seguía a su corazón. En lugar de Gid, porque incluso el hotel de Nuevo Gotham, con sus muchos servicios, no tenía la vida del más allá en línea directa, Lilia llamó a su madre. La madre de Lilia respondió inmediatamente.‖―¡Lilia!‖¿Dónde‖has‖estado? No había nada como ser reprendida para hacer que una persona se sienta amada.‖ ―Ya‖ sabes‖ dónde estoy. ―Lilia‖ se‖ metió‖ m{s‖ entre las mantas. La pantalla del video pintaba el dormitorio en un color tras otro, un conjunto de miembros enredados tras otros. Lilia ignoró la aparición periódica de piel y apagó‖el‖sonido.‖―Sólo‖pensé‖en‖llamar‖e informarte. ―Y‖ ya‖ era‖ hora. ―Su‖ madre‖ miró‖ la‖ conexión sólo para dar efecto. Lilia le devolvió la sonrisa y su madre sacudió la cabeza, perdiendo casi un torrente de pelo rojo y grueso. Ella lo había recogido con la prisa habitual y estaba, como siempre, amenazando con soltarse. Ella estaba en la cocina, sin duda, cocinando. Nadie cocinaba tanto ya; parecía tan misterioso y mágico que siempre fascinaba a Lilia. Sintió una punzada de nostalgia de hogar. ―Pensé‖que‖llamarías‖ayer,‖después‖de‖hacer‖el‖ingreso. ―Estuve‖ demasiado‖ ocupada‖ con‖ la‖ conferencia, ―comenzó‖ a‖ inventar‖ Lilia,‖ pero no consiguió ir mucho más allá. ―Siempre‖ est{s‖ demasiado‖ ocupada‖ para‖ llamar‖ a‖ tu‖ madre.‖ Por‖ supuesto,‖ cuando yo tenía tu edad, nunca llamaba a mi madre en absoluto. No podía porque ella estaba muerta, así que supongo que deberías estar agradecida por los pequeños favores. ―Lilia‖dejó‖pasar‖eso―. Le acabo de decir a Eva que no habías llamado< ―¡Hola,‖Lilia!‖―llamó Eva. ―Hola, tía Eva. Guarda algunas sobras para mí. ―Eva‖estaba‖tan‖instalada‖en‖ la casa de su madre que Lilia la llamaba su tía Eva, a pesar de que técnicamente no eran parientes. ―¡No‖hay‖mucha‖oportunidad‖de‖eso! ―Eva‖rió‖fuera‖de‖la‖vista.

―Estuviste‖ fuera‖ sólo‖ por‖ el‖ día‖ en‖ el‖ funeral‖ de‖ Gideon‖ cuando‖ irrumpieron‖ antes.

Foro Purple Rose

Página

―Todo‖est{‖bien‖mam{.‖Sólo estaré fuera durante una semana de todos modos.

168

―Como‖ estaba‖ diciendo,‖ le dije a Eva que todavía no habías llamado y que debería ir hacia allí y revisar tu unidad...


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Pero había un aviso en el periódico sobre el funeral. Algunos oportunistas fueron los suficientemente emprendedores como para buscar mi dirección. La policía dijo que pasa todo el tiempo. ―Alguien‖robó‖tu‖unidad. ―No,‖mam{,‖alguien‖irrumpió‖en‖mi‖unidad.‖No robaron nada. No tenía, y no tengo, nada de valor para robar. ―No‖hace‖daño‖comprobar‖las‖cosas. ―Pero‖no‖necesitas‖molestarte. ―Lilia‖bostezó. ―Debería‖ tener‖ que‖ molestarme,‖ Lilia. ―Su‖ madre‖ puntualizó‖ esto‖ con‖ un‖ salvaje gesto hacia algunos alimentos inocentes‖ fuera‖ de‖ la‖ vista―. Deberías tener plantas de interior o un gato o un periquito, algo vivo en esa unidad que te haga compañía, algo que necesites que yo cuide mientras estás ausente. ―Sabes‖que no soy buena en la crianza. ―Por‖el‖contrario,‖pienso‖que serías maravillosa, si te dieras la oportunidad de intentarlo. Lilia no discutió. Nunca había fuego en los comentarios de su madre. Eran todas propuestas, y hacía propuestas porque ella le importaba. ¿Qué clase de madre habría sido Lilia? No había tenido nunca la posibilidad de averiguarlo. ―Te‖ves‖triste ―dijo‖su‖madre. Era por esto por lo que odiaba llamar a su madre, la mujer se daba cuenta de todo.‖―No,‖estoy‖bien.‖En‖serio. ―No‖lo‖creo,‖pero‖no‖sé‖lo‖que‖esperabas,‖yendo‖a‖esa‖conferencia‖con‖aquellas‖ personas. Lilia, todavía no puedo imaginar lo que te hizo querer ser un Darwinista Nuclear... ―Ya‖hemos‖pasado‖por‖esto,‖mam{. ―Lilia‖volvió‖a‖bostezar,‖sabiendo‖que‖era‖ ruda, pero incapaz de evitarlo. ―Y‖ni‖una‖vez‖me‖has‖dado‖una‖respuesta‖decente.‖Nunca‖tuvo‖ningún‖sentido.‖ Por años, ya sabes, tuve la seguridad de que lo habías hecho sólo para cabrearme.

Foro Purple Rose

Página

―Pero‖entonces,‖trajiste‖a‖casa‖a‖Gideon‖y‖pensé‖que‖tal‖vez‖había‖habido‖algún‖ tipo del plan divino. ―Ella‖suspiró.

169

Lilia se sobresaltó un poco, pero su madre estaba demasiado ocupada para darse cuenta.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia‖forzó‖una‖sonrisa.‖―Y‖yo‖que‖pensaba que me levantarías el ánimo. Su madre le dirigió a Lilia una mirada que podría haber chamuscado a un mortal,‖ a‖ pesar‖ de‖ la‖ harina‖ en‖ la‖ punta‖ de‖ su‖ nariz.‖ ―No‖ est{s‖ haciendo‖ ninguna tontería, ¿verdad, Lilia? ―Ella‖ levantó‖ una‖ mano‖ cuando‖ Lilia‖ pudo‖ haber‖ reclamado‖ inocencia―. Sé lo mucho que duele la pérdida de Gideon. Pero eso no significa que hay más de su muerte de lo que te han dicho, o incluso si lo hay, que sea inteligente de tu parte inmiscuirte en asuntos que mejor dejar sin explorar. Lilia buscó una excusa, pero su madre había tenido treinta y cinco años con los cuales‖ observar‖ su‖ idiosincrasia.‖ ―Estoy‖ dando‖ el‖ premio‖ que‖ ellos‖ renombraron por Gid. Lo sabes. Me invitaron. ―Y‖ sé‖ que‖ hace‖ un‖ año, si te hubieran invitado a hacer una cosa así, les hubieras dicho que se fueran al infierno y que no regresaran. Es posible que incluso les hubieras dado un mapa. Lilia nunca entendió porque su madre siempre la sorprendía con ese don suyo de hablar sin rodeos. ―Bien,‖ parece‖ grosero‖ ―contestó evasivamente Lilia―. Después de todo, Gid era serio acerca de su membrecía. ―Otro‖ misterio ―murmuró su madre―. ¿Cómo alguien tan aparentemente cuerdo como Gideon Fitzgerald podía encontrar algún mérito en una organización de auto-servicio<?‖ ―Mam{,‖la‖línea podría estar monitoreada. Su madre sacudió un dedo y lo que parecía ser pasta fresca en el extremo de ese dedo‖ se‖ agitó.‖ ―No‖ metas‖ las narices en negocios que no te corresponden investigar a ti, Lilia. Quiero que me lo prometas. Dado que Lilia ya había hecho lo que su madre le había aconsejado no hacer, cambió‖ de‖ tema.‖ ―Sabes,‖ la‖ comida‖ es‖ terrible‖ aquí. ¿Qué estás haciendo de cenar? Su madre se volvió y bajó la mirada hacia la comida con cierto orgullo. ―Tortellini.‖ Rodrigo trajo un poco de pollo criado de manera orgánica hoy, y estaba tan gordo y rosado que no pude resistirme. Lo cociné y corté en cubitos, luego lo mezclé con crema y un poco de queso Asiago.

Foro Purple Rose

Página

Su madre esbozó una sonrisa hacia la conexión.‖―La‖albahaca‖en‖la‖ventana‖del‖ invernadero está a punto de florecer, así que hice una salsa al pesto, a pesar de que no estás aquí para pelar el ajo.

170

―Ya‖estoy‖salivando.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Este era el único trabajo de Lilia en la cocina de su madre: se le permitía pelar y picar el ajo. Y comer. Era un buen negocio. ―Y‖Eva‖trajo algunos de sus tomates cherry para una ensalada pequeña. Creo que ya estamos casi listos, en realidad... ―el timbre sonó al fondo y Lilia oyó la voz alta de Eva a lo lejos. Algunos puntos se juntaban tardíamente para hacer‖ una‖ línea.‖ ―Espera‖ un‖ minuto. ¿Es luna llena? Su‖madre‖sonrió.‖―Por‖supuesto,‖Lilia. ―Lo‖ olvidé, ―Lilia‖ escondió‖ otro‖ monstruoso‖ bostezo‖ detr{s‖ de‖ la‖ mano‖ y‖ luchó contra la sensación de estar siendo envuelta por lana de algodón. O devorada por ella. Su‖ madre‖ sacudió‖ la‖ cabeza.‖ ―Pensaba que te había criado bien. Sólo hago tiempo para hacer tortellini en luna llena. Dan tanto trabajo, y necesitan el giro justo de la muñeca para verse bien. Lilia‖conocía‖esta‖historia.‖―Para‖verse como el ombligo de Afrodita. La‖ sonrisa‖ de‖ su‖ madre‖ fue‖ r{pida.‖ ―Un‖ homenaje‖ a‖ la‖ belleza‖ de‖ la‖ Diosa. ―Ella‖bajó‖la‖mirada‖y‖su‖sonrisa‖se‖ensanchó―. Quién evidentemente no tiene un ombligo hacia adentro. Lilia se echó a reír. Alguien llamó el nombre de Lilia en señal de saludo y la madre de Lilia lanzó esa sonrisa por encima de su hombro. Ella se inclinó más cerca de la conexión y dejó‖ caer‖ la‖ voz.‖ ―No‖ te‖ imagines‖ que‖ me‖ has‖ engañado,‖ Lilia.‖ No‖ hiciste‖ la‖ promesa, lo que significa que ya la has roto. Si no puedes ser buena, al menos ten cuidado. ―No‖le‖dio‖a‖Lilia‖oportunidad‖de‖interrumpir―. Y ve a la iglesia. Por favor. Con ese característico recordatorio, un signo tan seguro de preocupación, como podría serlo, tocó el monitor con el dedo decisivo y cortó la conexión.

Si el hogar es donde está el corazón, Lilia estaba en la cocina de su madre.

Foro Purple Rose

Página

La unidad del hotel se sentía fría y vacía. Lilia se imaginaba en la casa de su madre con trabajo de ajo, uniéndose a los amigos de su madre en el banquete. Podía ver las velas de cera de abeja ardiendo en la cocina de su madre, la cálida luz dorada que irradiaban, la risa en la cara de aquellas mujeres.

171

Se había ido.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella suspiró, justo cuando la pantalla de video se desvanecía. Era más de medianoche. La imagen se desvanecía, como siempre, a la gráfica de los dos ojos vigilantes. Era un desagradable pequeño recordatorio de que los dedos de la República se metían en los pasteles de la vida de todos los ciudadanos. La imagen permaneció durante un largo rato, justo lo suficiente como para quemarte dentro de la retina, a continuación, la pantalla se desvaneció a negro. La sala quedó en penumbra, pero Lilia todavía veía los ojos. Eran amarillos contra la oscuridad, un truco de fisiología, parecían observarla desde cualquier dirección en la que ella mirara. Eso la hizo estremecer. Ella golpeó la almohada, apagó las luces, y estuvo soñando con tortellini más rápido de lo que nadie podría haber esperado. Lilia se despertó en algún momento más tarde, aunque no hubiera podido decir cuánto tiempo había pasado. Era tarde, porque el hotel estaba en silencio. Pero alguna amenaza había despertado a Lilia. Su corazón saltaba, su boca estaba seca, y sus sentidos en alerta máxima. Pensó que había tenido una pesadilla, pero no podía recordar alguna. Entonces se dio cuenta de que apenas podía moverse. Estaba en la pesadilla. Hubo un leve sonido, un susurro de pisadas en la alfombra. Lilia volvió la cabeza, moviéndose en cámara lenta, y vio la silueta de un hombre enmarcado en la puerta de su dormitorio. Ella sabía que la puerta estaba cerrada. Sabía que la puerta estaba trabada con llave. Pero él estaba de pie allí, enmarcado por la luz del pasillo, de todos modos. Luego se deslizó dentro del dormitorio, cerrando la puerta tras de sí. La oscuridad se tragó la silueta al girar la cerradura. Lilia escuchó un clic y supo que estaban atrapados en el cuarto juntos. Trató de forzar a despertarse, pero se sentía como si ya estuviera despierta. Como impotente. Intentó gritar y sólo pudo lograr un leve gemido.

Ella estaba siendo robada. O peor.

Foro Purple Rose

Página

Esto no era un sueño.

172

Su pulso enloqueció. Lo podía oír respirar, podía sentir su acercamiento. Podía olerlo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Quería echarlo. Quería sorprenderlo, saltar hacia él y lastimarlo gravemente. Pero estaba paralizada, atrapada en su propia piel como si estuviera encerrada en plomo. Sólo sus pensamientos corrían libres. Un hombre estaba en su dormitorio y no había nada que pudiera hacer al respecto. A excepción de entrar en pánico. Él se movió hacia el armario, encendió la luz, comenzó a rebuscar entre sus cosas. Entró en el cuarto de baño y Lilia vio encenderse la luz, oyó el tintineo de los artículos de tocador mientras él revolvía. No hizo ningún intento de ser sigiloso, lo que significaba que sabía que Lilia no podía hacer nada para detenerlo. ¿Cómo sabía eso? Las luces del cuarto de baño se apagaron y Lilia supo que las cosas empeorarían. Regresó al dormitorio y caminó hacia ella, con paso decidido. Lilia luchó contra la falta de cooperación de su cuerpo. Se las arregló para levantar la mano cinco centímetros del colchón antes de que cayera floja de nuevo. Él se rió entre dientes, sólo un poco, no lo suficiente como para que ella pudiera reconocer su voz. Sabía, sin embargo, que no estaba sorprendido por el estado de ella. No podía verle el rostro, aunque lo intentó. Sólo para asegurarse, él tomó la ropa de cama desde los pies de la cama y se las arrojó sobre la cabeza. Ella estaba desnuda de la cintura para abajo, y sujeta por una fina sábana de algodón arrojada en su rostro. La hacía querer rugir, pero ni siquiera podía hacer eso. Estaba aterrorizada. Su corazón casi saltó hasta el techo cuando él le tomó la mano en la suya. Estaba utilizando guantes, Lilia podía sentir la piel sintética. Se dio cuenta de que tenía la intención de no dejar ninguna huella dactilar. No habría ninguna prueba de su presencia, salvo lo que le hiciera a Lilia. ¿Pero cuál sería el crimen que elegiría? Lilia temía un resultado concreto, pero él la sorprendió.

Su respiración salía en ansiosos borbotones y luchó para gritar o salvarse. Era inútil y él lo sabía. Se tomó su tiempo, tanto tiempo que debe haber copiado

Foro Purple Rose

Página

Él estaba descargando todo lo que ella tenía.

173

Era su mano izquierda la que él sostenía, un detalle que la debería haber advertido. Lilia gimió cuando sintió el sensor de metal deslizarse en su PDA. Llegó a tocarla y una lágrima le subió a los ojos cuando se dio cuenta de la intención de él.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

todos y cada uno de sus archivos. Lilia podía ver el tenue resplandor de su palma a través de la sábana, pero nada más. De repente retiró el sensor cuando hubo terminado. Lilia se sentía violada, sucia y desvalida. Había lágrimas de rabia en su rostro, incluso cuando una cuña de luz se hizo visible a través de la sabana.

Foro Purple Rose

Página

174

La puerta del pasillo se cerró tras el intruso con un clic decisivo, dejando a Lilia en el silencio y la oscuridad.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

XI

Traducido por kuami Corregido por Emii_Gregori

V

iernes, 30 de octubre de 2099

Montgomery se cambió la ropa por la de calle al final de su turno, escogiendo un cinturón morado con sus pantalones negros como de costumbre, una chaqueta y una capa. Él se fundiría mejor entre las sombras sin el reflejo blanco en los puños y el cuello. ―¿Gran‖ cita?‖ ―Thompson‖ bromeó,‖ pero‖ Montgomery‖ sólo‖ le‖ hizo‖ un‖ guiño‖ cuando se levantó la capucha. Su gesto no fue casual; se hundió en su oído el pinganillo en la oscuridad, para que cualquier interrupción de la señal se notara inmediatamente. Regresó brevemente a su cubículo, supuestamente por sus guantes, y golpeó su escritorio con la cadera. Él oyó el ligero chasquido de la conexión al puerto de la pared que estaba roto. No podría quitar el nuevo montante de la oreja y sin dañar al receptor enterrado, pero él aún podía interrumpir la señal. De momento. Abandonó el recinto rápidamente. Ninguno de sus compañeros de trabajo se hubiera sorprendido que los pasos de Montgomery se dirigieran hacia la franja de placer. Su excusa normal cuando él llegaba tarde o no estaba disponible era que había estado en la franja de placer. Los otros policía asumieron él iba allí por las razones evidentes, pero la simple verdad era que Montgomery prefería pasar inadvertido, sin importar lo que estuviera haciendo. La vigilancia de la República le molestaba, en principio.

mañana y las respetables avenidas de la República estaban vacías. Se movió a

Foro Purple Rose

Página

Montgomery anduvo a través de las calles silenciosas. Eran las dos de la

175

Él y Lilia tenían eso en común, por lo menos.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

través de la oscuridad seguro que si era observado, nadie podría identificarlo. La niebla plateada estaba arrastrándose de nuevo a lo largo de la calle. Había mil maneras de desaparecer, incluso en las calles y callejones de Nuevo Gotham. Montgomery era consciente de que Rachel le había mostrado todo lo que sabía. De hecho, como desaparecer había sido la primera lección que le había enseñado. Él se deslizó desde la calle hasta el primer nivel de las zonas inferiores, tomando decisiones al azar con soltura pero sin pausa hacia su destino. Sintió la presencia de Raquel profundamente, como si estuviera sentada en su hombro, guiando su impulso. Siguió cada capricho que de otra manera podría haber pensado era el suyo. En su llegada a la tierra, Montgomery había aceptado la ilusión de que todo estaba tal como él lo había visto, literalmente, en la superficie. Nunca había pensado que hacía trabajar los transportadores de pasajeros o lo que hacía que los ascensores subieran y bajaran o qué tipo de combustible alimentaba los muchos dispositivos de ahorro de la República. A Rachel le habría gustado abrir sus ojos a este segmento de realidad. Las zonas inferiores había sido un choque para Montgomery y nunca se había recuperado completamente de su primer viaje al submundo de la República. Rachel le había revelado una red oculta de avenidas y pasajes. Cada calle en la superficie hacía eco del subterráneo y la mayoría de los edificios tenía sótanos que se abrían en las zonas inferiores. El laberinto oculto era el lugar donde el trabajo sucio se hacía. Rachel le había contado un rumor de que una persona podría pasearse a lo largo y ancho de la República sin ver la luz del sol. ¿Cómo podría el movimiento militar de la República mover equipos militares y las tropas sin que ninguna prueba apareciera en los satélites? Montgomery se había enterado de que había pasajes para uso exclusivo de la policía que no aparecía en ningún mapa, pasadizos ocultos y con los accesos bloqueados sólo conocidos por el personal de categoría superior.

decía que estaba entre el cielo y el infierno, era donde los transportadores de

Foro Purple Rose

Página

inferiores. La primera capa, más cerca de la superficie, a menudo en broma se

176

En los centros urbanos, se caracterizaban por las dos capas en las zonas


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

pasajeros se habían instalado. Los garajes podrían haber estado en este nivel en la antigua petrolera de la República, pero los vehículos habían sido suplantados por las bicicletas y los rickshaws. La pequeña delincuencia era un problema persistente en este nivel, dadas las condiciones

de

poca

luz.

Normas

y

sombras

cuyos

defectos

eran

suficientemente mínimos para que trabajen en el servicio doméstico se puede encontrar en el nivel superior. El segundo y más profundo nivel fue de dominio exclusivo de las sombras. Las puertas estaban cerradas con llave y, con carteles de No admisión para que los ciudadanos no puedan entrar y echar un vistazo. Rachel lo había llevado allí, como parte de su recorrido de orientación. Normalmente había luces fluorescentes colgadas a intervalos, ya que eran relativamente baratos de funcionar, pero los intervalos eran largos. No había ninguna claraboya; bajando significativamente en los puntos a disposición de las anteriores mencionadas. Para las sombras, este reino oscuro de cemento y acero podría ser el único mundo que conocían. Montgomery seguía oyendo a Rachel explicarle que el desarrollo de las zonas inferiores había sido un resultado racional de la crisis económica. A medida que la‖ República‖ colectivamente‖ se‖ quedó‖ sin‖ petróleo‖ (―Raspando‖ el‖ fondo‖ del‖ barril de petróleo 25.000 dólares para el año 2030 ―en‖ palabras‖ de‖ Rachel)‖ se‖ produjo un impulso para encontrar otras fuentes de energía. Todavía era posible comprar gasolina, pero era cara, incluso en el mercado negro. Todavía había quienes podían pagar los automóviles y el tránsito aéreo, pero una estela de sobrecarga traería una multitud de normas para dejarte boquiabierto. ―Los‖ seres‖ humanos‖ podrían‖ haber‖ reducido sus niveles, pero esa no era la manera de la Republica. ―Rachel‖ había‖ dicho‖ con‖ desprecio―.‖ Querían‖ que‖ todo fuera fácil, por lo que tomaron la respuesta obvia. Se restableció la esclavitud. ¿Quién mejor para esclavizar a los que crees que son inferiores? Por el año 2030, tontos.

Foro Purple Rose

Página

177

como por designio divino, la reserva genética humana se estaba llenando de


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Que esos niños fueran el resultado de las lluvias radiactivas no era un problema. Las normas, sobre todo cuando Ernest Sinclair, tomó lo que la "naturaleza" le había dado y los puso a trabajar. Los niños con coeficiente intelectual disminuido y deformidades leves eran perfectamente buenos para la generación de electricidad. Una de las razones más populares era que ellos nunca sabrían la diferencia. Montgomery no se lo creía. Se había sorprendido en ese primer viaje a las zonas inferiores, horrorizado de ver a las sombras aprovecharse del equipo, drogados, agotados y obligados a trabajar hasta la muerte. Quizá por eso a nadie se le permitía ir a las tenebrosas zonas inferiores. El sentido aplastante de Montgomery era eso de la injusticia de que los humanos servían a los miembros de su propia especie. Las sombras estaban como las normas. Ellos eran humanos. Pero las normas hicieron que ellos se convirtieran en sombras. En las zonas inferiores, la verdad de la naturaleza humana era inevitable. Sus primeras dudas sobre el mérito de su búsqueda habían llegado a él en las zonas inferiores y las dudas que aún lo perseguía. ¿La humanidad debía salvarse de sí misma? ¿Sería suficientemente bueno como para merecer el sacrificio realizado por él y los demás? Montgomery quería creer que era así. Caminó por la zona inferior con rapidez, evitando atisbos de lo que él no quería ver, y sintió un abrumador parentesco con Lilia. Su rechazo feroz de este mundo y sus consecuencias fue una de las primeras objeciones sensatas que había oído desde su llegada. Quizá todos los humanos no eran iguales. Tal vez eso era suficiente justificación. Lilia se despertó, sintiendo, como si alguno de los gatos de su madre hubiera dejado algo en el suelo de la cocina.

estuvieran remendando a través de un tercer mundo por satélite en lugar de utilizar sus carreteras interiores y caminos internos para realizar el trabajo.

Foro Purple Rose

Página

más letárgica de lo que era de esperar. Se preguntó si sus neuronas se

178

Por lo menos ella podía moverse, aunque la respuesta de su cuerpo, era aún


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Por lo menos, ella había despertado a tiempo. Una ojeada a su armario y el baño le reveló que la intrusión no había sido simplemente un mal sueño. Lilia comprobó su PDA y confirmó que había entregado alegremente todo lo que sabía a una persona desconocida a las 01:16:47. Tomó nota de la hora con vivaz precisión, un pedazo de mierda, así como el hecho de que cada una de las contraseñas de Lilia había sido invalidada. Lilia se sorprendió. Ella tenía capas de contraseñas en su PDA. Ellos sólo podrían haberlas rotos con el software ilegal de algún listillo. O por la propia República. Lilia pensó en las advertencias de Montgomery y se estremeció. No había sido Montgomery el que estuvo en su cuarto; el intruso que había estado era demasiado delgado. Y Lilia estaba segura que algunas de sus células femeninas muy específicas habrían respondido con entusiasmo a la presencia de Montgomery, sin importar como hubiera estado ella sedada. Eso redujo las opciones a alguien menos aficionado que Montgomery. ¿Quién podría haber sido enviado por Montgomery para hacer su trabajo sucio? Por otro lado, Montgomery hubiera sido primero en suponer que Lilia no guardaría el material bueno en su PDA. Ella no podría creer que él se hubiera molestado en saquear un PDA. Algún anónimo le había introducido algo que ella había consumido con el pequeño regalito farmacéutico, después lo dejó hacer su efecto antes de irrumpir en su habitación. Una de las copas de vino que había tenido en el bar del vestíbulo debió haber sido manipulada para su disgusto. Lástima que no recordara quién había traído todas sus bebidas. La primera se la había llevado Blake. Mike le había sacado otra. Ella misma había conseguido dos más. Rhys, la pelota, le había invitado a una ronda, entonces envió su pequeña comadreja alrededor para buscar otra. ¿Qué había sido el nombre del tipo? Nicolás. Él había hablado principalmente de los pechos de Lilia, ella

de seguridad del hotel, al que él podría tener acceso oficialmente. Lilia podría ofrecer placer sexual a cambio.

Foro Purple Rose

Página

¡Oh! era tan tentador pedirle ayuda a Montgomery. Tenía que haber un video

179

recordaba eso.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Su gemelo malvado ir por ese trato, pero tenía la sensación de que estaría viendo su lado de policía oficioso de aquí adelante. Era una pena, realmente. Montgomery oyó el intenso placer mientras él se acercaba. En esta zona de Nuevo Gotham estaba lejos de ser moderada y ciertamente no dormida. Los burdeles fueron iluminados y las risas se transmitieron a través de las puertas abiertas. La música del jazz flotó por las ventanas de los edificios llenos de secretos y sombras de terciopelo. Montgomery compró un manojo de fichas y tintinearon en su bolsillo mientras avanzaba. Siempre disfrutó de la transición, la deliciosa sensación que se dirigía directamente a la tentación, si no la condenación. No era la alegría de sentirse un ser humano y vivo, un lujo que él encontró tentador y seductor. Le gustaba la vitalidad en la franja de placer, el sabor de la vida, con el desafío de cómo la República deseaba reprimir tales placeres, que le pareció refrescante y vigorizante. No le cabía duda de que Lilia sentía lo mismo en la franja de placer. Ella estaba más viva que cualquiera que él había conocido, y tentando como resultado. Distrayendo y seduciendo. Podía sentir la promesa de la humanidad en su actitud rebelde y desafiante, su determinación y optimismo. Podía ver el mérito de salvar a la humanidad, si hubiera tenido la temeridad noble de Lilia. Se preguntó si alguien que no fuera Fitzgerald sabía la ubicación y el diseño de los tatuajes de Lilia. En la cúspide de la franja de placer, los establecimientos parecían simplemente un susurro legítimo de ser. Cualquier determinado bar podría ser un restaurante, con un menú y clientela ligeramente diferente. Las prostitutas podrían ser mujeres que habían trabajado en otras ocupaciones. La sombra recolectando el dinero en la puerta de la casa con una mirada furtiva podría pasar la norma más allá de las luces neón, dónde él no se habría vestido para desplegar tan bien su hermafroditismo. En las zonas principales de tráfico de la franja de placer, los estimulantes eran

por lo menos bajo la luz artificial. Un ciudadano podría comprar juguetes sexuales, joyería o cigarrillos con fichas, y la compra nunca podría ser rastreada.

Foro Purple Rose

Página

prendas de vestir eran escasas pero no andrajosa; la carne estaba sin cicatrizar,

180

predecibles y bastante desbravados: había cafeína y alcohol y cocaína. Las


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Los grupos de ciudadanos, en su mayoría adolescentes, vagaban en manadas, descubriendo los placeres prohibidos. Las calles estaban bastante ocupadas y había una atmósfera festiva. Cuando Montgomery se trasladó al interior de la franja de placer, dentro, las calles se pusieron más rudas. Las prostitutas parecían más malas. Las sombras eran radicalmente más deformadas y muchos de ellos vendían sus cuerpos, o la visión de sus cuerpos, directamente en la calle. Las barras empezaron a parecerse destinos sin ningún retorno, y Montgomery sabía bien como comprarse una bebida. Las drogas para la venta eran sencillas y sus efectos más fácil de predecir. Había peligros en las sombras. Las tarifas eran casi inexistentes. Este era el lugar donde el control de los dedos de la República rara vez era alcanzado y, dando cuan poco de meritos había allí, Montgomery creía que haber sido una elección deliberada. Lo peor que un ciudadano podría hacerse a sí mismo en la franja profunda era autodestruirse. Y quizá eso era, de una manera triste, la realización de un deber cívico. ¿Le estaban siguiendo? Montgomery nunca estuvo seguro, por lo que actuó como si lo fuera. Impulsivamente se metió por una puerta oscura, atravesó un mugriento restaurante y la cocina sucia detrás de ella. Hizo caso omiso de la protesta de la cocinera y la escotilla de las ratas cuando saltó el acceso a las zonas inferiores. Los accesos normalmente estaban en las zonas de servicio, dado que las sombras eran los únicos que los usaban. En la franja de placer, los accesos eran raramente asegurados; este mundo ya era bastante peligroso que era inimaginable que nada peor pudiera emanar desde abajo. Montgomery arrastró su barriga cuando él descendió al único nivel que existía en esta parte de la ciudad. Él miró hacia atrás cuando el cocinero volvió a gritar. Estaba siendo seguido.

generar energía, por lo que estas zonas inferiores fueron abandonadas en su mayoría.

Foro Purple Rose

Página

personas en la zona de placer podían darse el lujo de tener esclavos para

181

Montgomery irrumpió en un trote, esquivando de sombra en sombra. Las pocas


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Los pasadizos ocultos también tendían a ser simples en el diseño, sin barreras y callejones sin salida. Montgomery eligió una escalera que olía a perfume, adivinando lo que iba a encontrar en la cima. Estaba en lo cierto. Salió en un tocador con la pintura dorada descascarada en las paredes, espejos en el techo, y un par de sombras femeninas enredadas en la cama. Esta casa de prostitutas tenía un estilo victoriano; las cortinas y dorado eran excesivas, puesto que estaban estropeados. La prostituta pelirroja tenía un tercer pecho. La otra tenía la piel color café y las deliciosas pestañas oscuras. Él no podía ver sus defectos y no quiso saberlo. Las mujeres, estaban medio desnudas y besándose, rodando a través de su colchón con tal placer que Montgomery se sentía mal por la interrupción. La hora del descanso se acabó ―murmuró‖y‖ellas‖saltaron. La morena juró como un marinero y le tiró una almohada. ―¿Quién‖eres?‖―exigió‖la‖otra. ―No‖importa.‖―Montgomery‖lanzó a‖cada‖una‖un‖par‖de‖fichas―.‖Puede‖que‖ venga un cliente, que le gusta luchar. ―Mmm ―dijo‖ la‖ pelirroja‖ cuando enderezó su sujetador personalizado y verificó su mancha del labio en el filo dorado del espejo. ―Mis‖favoritos ―dijo‖a‖la‖morena. ―Podríamos‖tener‖a‖los‖dos ―sugirió‖la‖pelirroja‖con‖una‖mirada‖dura. ―No tengo tiempo, desgraciadamente. La morena rodó de la cama y se puso una camisa holgada. La pelirroja encendió un‖par‖de‖velas‖en‖los‖candelabros‖de‖cristal,‖colgados.‖―Cerraras‖la‖puerta‖al‖ salir, ¿verdad? ―Un‖placer ―dijo‖Montgomery. ―Tendría que quedarse para eso ―dijo‖la‖pelirroja,‖deslizando‖la‖lengua por el labio superior en la invitación.

―Es‖ el‖ tipo‖ de‖ hombre‖ que‖ sólo están en‖ los‖ sueños‖ ―murmuró―,‖ él sólo quiere silencio y está dispuesto a pagar por ello.

Foro Purple Rose

Página

en la cómoda y la morena sonrió.

182

―Imposible,‖ya‖que‖nunca‖estuve aquí.‖―Montgomery‖dejó‖otro‖par‖de‖fichas‖


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Y‖sale‖r{pidamente. ―La‖pelirroja‖miró‖a‖la‖puerta. Cuando Montgomery miró hacia atrás desde el umbral, las fichas ya habían sido escondidas. Él cerró con llave la puerta del otro lado, luego se trasladó en silencio por el pasillo y entró en otra habitación. La prostituta rubia que estaba siendo sometida contra la pared miró por encima del hombro de su cliente con alarma, pero Montgomery sacudió la cabeza y se llevó un dedo a los labios. Ella tenía un queloide 22 en la mejilla, y el tejido cicatrizado había sido aumentado aún más con un tatuaje de color rojo con el aspecto de un tipo de cangrejo. Ella incluso puso una especie de brillo sobre él y de alguna manera era bastante bonito. Miró a su cliente agitada y dudó en prometer su silencio, hasta que Montgomery colocó dos fichas en su tocador. Sus ojos se estrecharon hasta que añadió otra, y luego asintió con la cabeza. Se quedó sin aliento al mismo tiempo como si se perdiera en el placer. Montgomery señaló hacia abajo, hacia las zonas inferiores, luego indicó la habitación, en silencio pidiendo el punto de acceso. Ella arqueó una ceja y miró a las fichas. Montgomery agregó una ficha, pero ella sólo dio una diminuta una sacudida de su cabeza. Cuando agregó la quinta al montón, ella indicó un tapiz colgado en una pared. Montgomery entendido que el acceso estaba detrás de él. Ella tomó la parte posterior de la cabeza de su cliente entre las manos y lo besó con falso ardor, para distraerle mientras Montgomery atravesaba el cuarto. Montgomery se dirigió hacia la oscuridad de nuevo, sin que el cliente culminando acabara sabiendo que había estado allí. Él repitió el proceso tres veces, atravesando la cocina de una choza de la ostra, saltando desde el tejado de una casa de prostitutas en segundo lugar a la de un bar ruidoso. Se abrió paso entre la multitud en el bar, y desapareció en la banda,

Foro Purple Rose

Página

Queloide: Cicatriz hipertrofiada, fibrosa y benigna que se presenta por diferentes causas durante el proceso de cicatrización de una herida. 22

183

se metió por el sótano y dentro de un túnel de servicio.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Había viejos conductos eléctricos en las paredes y rejas en el suelo que emitían el olor de las aguas residuales. Montgomery corrió sobre ellas durante el tiempo que pudo soportar el olor, entonces surgió a través de una reja en un callejón desierto. Era oscuro y oyó el débil tintineo de la música Calíope del circo. Se trasladó en un callejón adyacente, en dirección a su destino. Después de tres años y él no había tenido tiempo para jugar juegos. Afortunadamente, no estaba muy lejos de este punto a la primera curva de este paraíso terrenal que Montgomery había visto. La luna estaba llena y las nubes más delgadas de lo normal, la luz plateada creaba sombras misteriosas en la noche. Montgomery caminó rápidamente. Rachel le había enseñado a moverse en silencio, furtivamente. Él paseó el último tramo de camino con el corazón oprimido, sintiendo la falta de su presencia, oyendo su advertencia de que nunca se involucrara emocionalmente con los humanos. Él debería de haber roto ese decreto antes de que hubiera encontrado a Lilia, porque él perdió a Rachel y su brusco pragmatismo. Él había caído más allá de donde se había dado cuenta. ¿Podría alguna vez volver? Aun suponiendo que él y Rachel completaran su misión, ¿querría volver? Era un pensamiento espantoso. Todo lo que había hecho había sido orientado hacia la recuperación de sus alas y volver a lo que conocía. Sin embargo, recordó el beso de Lilia, el placer de ella al apretarse contra él, y no estaba convencido de querer una vida sin sensaciones. ¿Era mejor sentir placer e incluso dolor, a no sentir nunca nada en absoluto? Alguna vez, Montgomery habría sido positivo en su respuesta, pero esta noche sin embargo, añorando la compañía de Rachel y el tacto de Lilia, no estaba muy seguro. Salió del último grupo de árboles y se estremeció al ver por primera vez el

Foro Purple Rose

Página

Luego caminó hacia adelante con un propósito.

184

almacén, tal como siempre lo hacía.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Él había vuelto una Doc.ena de veces, a pesar de las advertencias de Rachel, al contrario, pero si no hubiera tenido una buena memoria del lugar, nunca habría imaginado su uso confidencial. Estaba hecha de ladrillos rojos y había sido una fábrica en el siglo XIX. Había habido una multitud de ventanas altas de pequeños cristales densos, ahora había maderas clavadas sobre muchas de las ventanas. Dentro había oscuridad y el crujido de cristal bajo sus pies. Los campos más allá del edificio habían llenado de matorrales. Los encajes de la reina Anne23 habían estado floreciendo allí cuando Montgomery había llegado a la tierra, la flor blanca espumosa encabezaba una de las únicas cosas que él podría encontrar atractivo sobre su nuevo hogar. La luna también había estado llena en esa noche que parecía haber sido mil años antes. ��l había cambiado de muchas maneras. Había sido seducido por el placer y las sensaciones, mejor de lo que había esperado alguna vez. Él se preocupaba por los seres humanos, individual y colectivamente, algo que nunca había pensado posible. ¿El cambio sería irrevocable? En la fría oscuridad de esta noche, Montgomery podía ver las plumas doradas de la ambrosía24 moviéndose con la brisa. Su esencia llegaba más allá de ellos, su olor lo suficiente penetrante como para hacerte cosquillas en la nariz. El almacén estaba totalmente en silencio. Casi parecía absorber el sonido. Montgomery titubeó antes de entrar en él. Había un nudo en su garganta y una opresión en el estómago. No mostró ninguna señal de rendición, sobre todo cuando él regresó aquí. Pero tenía demasiadas preguntas para echarse atrás. Él ni siquiera sabía a ciencia cierta si los ángeles tenían un horario fijo, o si simplemente hacían lo que tenían que hacer cuando se necesitaba hacer. Cuando se dio cuenta de que podía haber hecho este viaje por nada, sintió una punzada muy humana de

El encaje de la reina: Es una planta silvestre también llamada zanahoria silvestre.

24

Ambrosía: Es una planta medicinal americana conocida también como hierba de San Juan.

Foro Purple Rose

Página

23

185

desesperación.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

¿Estaba él convirtiéndose en uno de ellos? ¿O los ángeles sabrían cuándo él necesitaría su consejo? Sólo había una manera de averiguarlo. Montgomery hizo una pausa en el interior del edificio durante un momento para que sus ojos se acostumbraran a la oscuridad. El suelo estaba podrido en algunos lugares y prestó atención para tener cuidado. Estaba subiendo las escaleras hacia la habitación preferida de los ángeles cuando una luz nacarada comenzó a emanar delante de él. La luz corrió como el mercurio, llenando las grietas del suelo y fluyendo a lo largo de ellas, un brillo que le recordaba a los ópalos y perlas. Se fue creciendo en esplendor y no podría haber estado confundido con otra cosa que lo que era. Un Ángel de fuego. Ellos estaban en camino. Montgomery entró en la habitación, protegiéndose los ojos de su brillo. Sintió temor cuando su luz lo tocó. Había sido como ellos, y que había elegido para tirarlo todo a la basura. Él nunca había entendido que pudiera ser una opción permanente. Montgomery, cayó de rodillas en la sala, la luz de los ángeles le quemaba a pesar de que tenía los ojos bien cerrados. Un poco tarde, se dio cuenta de que ya no podía comunicarse con sus compañeros por el pensamiento, y ellos no hicieron ningún sonido. ¿Podrían oírlo si hablaba? Tenía que intentarlo. Rezó para que le aconsejara, rezó por las respuestas, rezó por completar de alguna manera la misión de Rachel. Por encima de todo, rezó para que sus anteriores compañeros le entendieran. Micheline encontró a Lilia en la entrada al circo, indicándole a Lilia que debía tomar una bicicleta del estante comunitario. Micheline había escogido una bicicleta más pequeña con las serpentinas rosas en las asas y se había ido sin mirar atrás. Ella lo hizo a gran velocidad, en dirección a la carretera oscura al

oscuridad, y escogió una bicicleta.

Foro Purple Rose

Página

Estaba sombreado y lo abandonó. Lilia se estremeció, se negó a pensar sobre la

186

otro lado del circo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ellas pedalearon durante unos buenos veinte minutos, por unos buenos veinte minutos, moviéndose más lejos de Nuevo Gotham, y Lilia se preguntó hasta dónde tenía que ir. Por último, la niña señaló hacia delante y‖hacia‖la‖derecha―. Allí ―dijo‖ella. Lilia sólo podía ver un bosquecillo de árboles, sus coronas recortadas contra el cielo de la noche y las sombras insondables debajo de ellas. El grupo de árboles preocupó a Lilia, pareciendo más oscuros y más aislados. Se veía solo, a su juicio, demasiado lejos de las luces de la ciudad. Ella no podía confiar en las personas individualmente, pero se sentía mejor, con muchos de ellos a su alrededor. Esto estaba también aislado aquí. Micheline siguió pedaleando, sin problemas. En todo caso, el niño parecía emocionado. Lilia oyó un chirrido que debía de ser grillos y podía ver una multitud de estrellas sobre la cabeza. Ella pensó sobre su visitante de la noche anterior, de estar atrapada sola e impotente a su antojo, y se estremeció de nuevo. Micheline rodó directamente hacía el corazón de la oscuridad bajo los árboles, manteniendo sus pies a cada lado y gritando de la alegría mientras corría por la pequeña colina. Lilia no podría hacer eco de su estado de ánimo. Ella anduvo en bicicleta detrás de Micheline y se sorprendió al encontrar una ciudad más allá del grupo de árboles. Un pueblo abandonado. No había cuchicheo de respiración en sus calles, ni una señal de vida, pero no debido a la hora. Un rayo de luz llamó la atención de Lilia y ella miró hacia abajo, notando que su parche de la radiación estaba emitiendo una luz tenue. Ella miró por encima de los árboles y la línea de edificios bajos para ver la silueta de Gotham ahora a la luz. No era una lectura de radiación de alta por lo que debía de haber sido un engaño de los vientos estacionales para enviar las consecuencias de la lluvia radioactiva de vuelta en esta dirección. La República, sabiéndolo, por cautela en

un pequeño pueblo, con una vieja calle principal llena de tiendas y

Foro Purple Rose

Página

Y las personas nunca habían regresado. Lilia desaceleró su pedaleo. Había sido

187

estos asuntos, probablemente había ordenado que la ciudad fuera evacuada.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

apartamentos en el segundo piso de arriba. Había una intimidad de este pueblo, sin embargo, algo sobre la magnitud que hizo desgarrar su corazón. Ella fácilmente podía creer que había cruzado a través de un portal a algún lugar dentro y fuera de la República. Podría haber viajado en el tiempo, volver a un lugar donde las faldas habrían estado de moda por primera vez. Pero no había nada caprichoso sobre los pueblos vacíos debido a las columnas de humo tóxico de las ciudades antiguas. Gotham, después de todo, había sido abandonado por la misma razón. La diferencia era que en este pueblo, Lilia tenía la sensación de que estaba siendo vigilada. Sentía como si fuera la última persona viva, que era una perspectiva mucho más espeluznante. Ella, obviamente, necesitaba más horas de sueño. Por lo menos, sabía dónde había pedido prestado Micheline los suministros. Lilia se sintió aliviada de que la niña asumiría menos radiación con el tiempo que si realmente hubiera estado entrando en la vieja ciudad. Micheline, entretanto, había saltado de su bicicleta. Ella empezó a correr hacia un depósito de ladrillos antiguo―. ¡Date‖prisa!‖―exclamó―.‖Ya‖vienen. Lilia no expresó su escepticismo. Ella dejó su bicicleta al lado de la de la niña, luego, siguió a Micheline al edificio abandonado. El interior estaba muy oscuro y eso fue suficiente para hacer Lilia dude. Micheline correteó precipitadamente por los suelos de madera con una confianza que Lilia se sintió obligado a copiar. Ella siguió a Micheline por las escaleras con temor, al oír el crujido del edificio a su alrededor. Miles de ventanas de vidrio pequeño dejaban entrar la luz de la noche, la luna cortando algunos, otros marcando la oscuridad. El cristal crujía bajo sus botas cuando estuvo cerca de las paredes exteriores, pero Micheline se dirigió al centro del edificio. Había tantos artículos abandonados que Lilia no los podía nombrar, formas de madera y acero, hierro oxidado que se alzaban de las sombras a ambos lados.

25

Circuitos navegantes: Circuitos eléctricos, de agua, etc.

Foro Purple Rose

Página

188

Había agujeros en el suelo que tuvieron que ser circuitos navegantes25, agujeros


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

que daban atisbos de oscuridad interminable. Lilia olía a madera húmeda, piedra fría, y a la humedad de la tierra de las esas aberturas. Ella oyó las ratas. O quizá criaturas más grandes de la noche. Eso la hizo apresurarse después de la niña. Micheline se había detenido en el umbral de una habitación con las puertas dobles. Una claraboya sucia a una buena altura brillaba con la luz plateada de la luna, aunque los ojos de Lilia no se habían adaptado lo suficiente como para dejarla ver el contenido de la habitación. Sin embargo, no había ningún ángel. Ella sabía el que porque no podía ver esa curiosa luz opalescente que ella había visto una vez. ―Ángeles ―respiró‖Micheline‖con‖temor. Lilia‖miró‖de‖nuevo.‖―No‖―dijo‖ella―,‖no hay ángeles. ―Ángeles‖―Micheline habló con confianza. ¿Estaría la niña jugando con ella? No hubo oportunidad para responder a eso. Micheline se giró sobre sí misma para enfrentar a Lilia, sosteniendo su dedo en sus labios. Cuando Lilia asintió con la cabeza y tomó la mano de la niña, Micheline eludido su toque y corrió a la habitación. Lilia se movió rápidamente y en silencio detrás de ella, de repente tuvo miedo de que algo le pasara a la niña. Ella no quería responder ante Stevia por eso. Micheline se arrodilló y echó sus brazos, con una pose extasiada. Inclinó su cabeza hacia atrás, con los ojos cerrados con fuerza y comenzó a susurrar fervorosamente. Eso no fue lo que detuvo a Lilia en seco. Ella había visto a personas y sombras hacer muchas cosas extrañas en su tiempo, después de todo. No fue la luz nacarada que comenzó a brillar en el centro de la habitación lo que

Foro Purple Rose

Página

189

la llevó a detenerse tampoco. Ella había visto esa luz una vez antes.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Fue el doble exacto de Montgomery, su manto negro de piel sintética extendida a su alrededor en un remolino, en sus rodillas, y la cabeza inclinada. Lilia lo miró fijamente. La luz del ángel tocó la parte posterior de la cabeza con tanto amor como una caricia, y ella vio que tenía los ojos cerrados. Sus manos enguantadas estaban plegadas delante de su rostro, con una postura sumisa. Eso debió de haber sido el por qué su boca se secó. La luz se hizo cada vez más brillante alrededor de Montgomery y sintió el calor del ambiente incrementarse. Había una vibración en los oídos, un sonido alto que enmascaraba todos los otros ruidos. Podría haber estado rodeado por diez mil abejas zumbando, con cada uno de ella emanando esa luz nacarada. ―Bienvenido. Él oyó el saludo en su mente, más en su propio pensamiento que pronunciado. Se abrió a la voz del ángel, a sabiendas de que esta comunicación era difícil para ambos. Algo le rozó la cabeza, los dedos etéreos se movieron por su frente. Fue una caricia tierna, que le hizo pensar en la mano de una mujer. Tenía ganas de mirar al ángel, pero había una presión en la parte posterior de su cuello, como si el ángel se diera cuenta de su deseo, pero estaba recordándole que no mirara. Causándole dolor y placer, fuerza y debilidad. Montgomery entendió la actitud en la oración como nunca lo había hecho antes. Se entregó al ángel visitante, confiando en su forma implícita, y la oyó más claramente. ―Debes‖tomar‖la‖carga‖de‖Raziel. ―Sí ―Montgomery pensó―.‖Pero‖necesito‖saber‖que‖era. El silencio se extendió mucho tiempo y temió que su comunicación estuviera rota. Sintió el esfuerzo del ángel, y sus pensamientos quemar con su presencia. Luego volvieron las palabras claramente de nuevo.

olvidada que alumbró su corazón y lo llenó del optimismo. Optimismo que él había olvidado.

Foro Purple Rose

Página

La urgencia creció. Había música en estos pensamientos, música potente medio-

190

―Debe‖identificar‖el‖Consejo‖de‖los‖Tres,‖y‖eliminarlos.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Hay‖un‖plan‖divino‖y‖es‖bueno. La confianza llenó el corazón de Montgomery. La fe en el futuro, en la omnisciencia divina, en el bien triunfaría sobre el mal. Y él era consciente de su papel en la transacción. Él tenía que identificar el Consejo de los Tres, o cualquier cosa que eso significara. Entonces él podría volver al esplendor que había conocido. Podría volver a casa. Al sonido de la voz del ángel, él anheló su antigua invencibilidad y poder. Quería liberarse de las dudas que le había perseguido desde su llegada aquí. Quería ser útil y estar seguro y resistente de nuevo. Quería sus alas en su espalda. Él haría lo que fuera necesario para ganarlas. ―No‖ est{‖ en‖ ti‖ este‖ compromiso,‖ Munkar.‖ Lo‖ tuyo‖ es‖ la‖ capacidad‖ de‖ ver‖ los‖ secretos en los corazones de los hombres, y ese poder te guiará a la verdad. Al sonido de su antiguo nombre, las lágrimas de Montgomery se derramaron. El nombre resonó en su interior en su rectitud y supo que no importa que su forma hubiera cambiado, él era todavía eso que una vez había sido. ―¿Qué‖hay‖de‖Raziel? Había‖ tristeza‖ emanando‖ del‖ {ngel,‖ incluso‖ antes‖ de‖ hablar.‖ ―Ella‖ no‖ puede‖ volver a nosotros ahora. ―¿Entonces ella está perdida? ―Su‖alma‖ha‖vuelto‖a‖Dios,‖una‖chispa‖divina‖reincorpor{ndose‖con‖su‖origen.‖ Ella ya no es Raziel, Raziel se ha ido, pero su espíritu continúa. Era más o menos, como Montgomery había esperado. Ciertamente no era un destino que deseara compartir. Él sintió el roce de las yemas de los dedos del ángel en la parte de atrás de su cuello. Era una caricia fraternal, una marca de afecto aunque quemó

de su cuerpo y exigencias.

Foro Purple Rose

Página

claridad con que había sido capaz de pensar sin la distracción de las esperanzas

191

ligeramente en su piel. Le recordó la simplicidad del estado angelical, de la


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Bajo su caricia, sus pensamientos se aclararon y sólo fue consciente de la necesidad de completar su tarea asignada. Y si la distracción se presentara, tenía que disipar el obstáculo, para poder cumplir con su misión. El propósito le llenó y se puso de pie, alejándose de la gloria del ángel. Cuando él hubo dado una Doc.ena de pasos, abrió sus ojos y se encontró rodeado por el radiante fuego del ángel. Brillando a través de sus manos, iluminando los huesos y venas, haciéndolo translúcido. Quiso retroceder, pero entonces vio a Lilia. Ella estaba de pie en las sombras a seis metros por delante de él, sus ojos redondos con la sorpresa, enguantada y calzada con botas y oculta y encorsetada. Tentadora. Seductora. Distrayéndole. Montgomery sabía entonces lo que tenía que hacer. Su búsqueda era muy importante, los riesgos mayores que él había entendido. No podía permitir que el deseo por Lilia nublara su juicio. Lo que significaba que tenía que saciar ese deseo.

Foro Purple Rose

Página

192

Inmediatamente.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

XII

Traducido por eli25 y cuketa_lluminosa Corregido por Emii_Gregori

M

ontgomery estaba rodeado por la luz del ángel cuando caminó hacia Lilia. Su corazón se paró en frío. Él era un poco más

impresionante sin su pseudo-piel, ancho y alto e irresistible. Determinado. Fue el momento, en el que Lilia decidió, poner fin a su maratón de castidad. Montgomery parecía inclinado a ayudar con eso. Su mirada no vacilaba cuando él cerró la distancia entre ellos. Él no dudó o hizo una pequeña charla o pretendió que su meta era cualquier lugar aparte de eso. Solo estaba Montgomery en el mundo de Lilia, su deseo por ella y el deseo de alimentarse de ella. Por una vez en su vida, la lujuria era simple. Montgomery levantó una mano para tocar su mejilla, su mano se deslizó suavemente al pasar por su oído, dentro de su pelo. Lilia sintió el falso cuero deslizándose a través de su piel y separó sus labios en una invitación silenciosa. Montgomery inclinó su cabeza, como si solo reclamara lo que era su cuota justa, y la besó profundamente. Fue más rápido y caliente que el último beso, más impaciente y menos contenido. El beso hizo demandas que Lilia quería satisfacer. A ella le gustaba que él estuviera menos controlado. A ella le gustaba que él pudiera ser impulsivo, incluso temerario. Ella adoraba ser la mujer que había sacudido su compostura.

abrió paso entre sus labios y Lilia permitió que su propio beso se volviera demandante. Su entusiasmo no pareció sorprenderle.

Foro Purple Rose

Página

hacia él cuando su beso se profundizo. Lilia le dio la bienvenida. Su lengua se

193

Montgomery acunó su cara en sus manos, manteniéndola cautiva, inclinándola


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

De hecho, él respondió a eso. La versión cuidadosa y serena de Montgomery se perdió de vista. Este Montgomery era imperioso e impaciente, demandante y delicioso. Lilia quería todo de él. Inmediatamente. Él empujó sus manos a través de su pelo, deshaciendo su sombrero y cubriéndolo con impaciencia. Quitó los alfileres de su pelo, besándola como si no pudiera conseguir suficiente de ella. Extendió su pelo sobre sus hombros, luego recorrió sus manos sobre sus curvas con una tranquila propiedad. Le empujó más cerca, sus manos sobre su cintura, y levantándola contra su musculoso pecho. Las manos de Lilia estaban llenas de pelo y cuero sintético, de animal y hombre y Montgomery. Ella se tensó. Sus ojos brillaron cuando él sonrió y el corazón de Lilia saltó de un latido. ―Bésame‖ como‖ si‖ quisieras‖ eso‖ ―dijo él, sus palabras casi en un gruñido. Había un brillo de reto en sus ojos y Lilia sólo estaba demasiado contenta de aceptar sus términos. ―Sólo si tú haces lo mismo, ―le desafió ella y vio un destello de su sonrisa antes de que su boca se cerrara sobre la de ella. Su siguiente beso todo, lengua y dientes, todo poder y calor. Ellos podrían haberse devorado mutuamente. Lilia estaba de puntillas, frotándose contra él como un gato en celo. Ella empujó para abrir el cuello de su camisa, empujando a un lado el extravagante encaje púrpura para besar la cálida carne de su garganta. Ella sintió su pulso debajo de sus labios y recorrió sus manos debajo de su abrigo, queriendo sentirle completamente, saborearle entero. Montgomery besaba como un hombre conducido a poseerla, un hombre sobrepasando sus límites. Su boca recorrió sobre su mandíbula, su oído, en su pelo, pellizcando y saboreando, como si fuera su dueño con su toque. Lilia adoraba la honestidad de sus demandas y cuando la levantó en sus brazos, ella supo lo que quería. ―Te‖necesito‖dentro‖de‖mí‖―susurró‖ella.‖Viendo la satisfacción destellando en

en una pila de sacos de tela en una esquina. Podría haber sido una cama de plumas por todo lo que a Lilia le importaba. Ella podía oír a Micheline cantando

Foro Purple Rose

Página

Ella se rindió ante la sensación. Él la llevó a una habitación adjunta y la tumbó

194

sus ojos antes de que él reclamara sus labios otra vez.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

tonterías para ella misma en la otra habitación, absorbiendo cualquier mutante fascinante. Lilia tenía la extraña sensación de que la niña estaba a salvo y no lo preguntaba. Ahora no. No con Montgomery encima de ella. No con Montgomery tocándola como si nunca consiguiera tener suficiente. Lilia adoraba el peso de sus caderas sobre las suyas. Su reveladora pieza se conducía dentro de su propia pelvis, un precursor de algo real. Ella giró sus caderas y él murmuró una promesa contra su garganta. Sus dedos estaban atrapados en el terciopelo de su chaqueta, descubriendo su musculosa fuerza debajo de la gloriosa textura de la tela. ―Necesito‖verte‖―dijo él, sus palabras calientes y bajas. Lilia no necesitó más ánimos para desnudarse. Él giró sus hombros a un lado, sus manos hicieron un rápido trabajo en la parte de atrás de su vestido. Lo desplegó sobre sus hombros con un suave golpe y más de su tatuaje temporal apareció. Montgomery lo miró, luego a ella, y sacudió su cabeza minuciosamente. Parecía divertido. A Lilia no le importaba lo que él pensara del tatuaje o del lema de la Republica. Sus codos estaban atrapados brevemente en contra de su cintura, atrapado en el vestido desabrochado parcialmente, y por primera vez en su vida, a Lilia no le importó estar cautiva. Él la empujó para que cambiara de lado, desnudando las curvas de sus pechos e inclinando su cabeza para saborearla. Él dejó libre su pezón del corsé con su lengua y Lilia jadeó con placer. Ella empujó sus brazos libres, serpenteándolos alrededor de su cuello y poniéndolo más cerca. Más. Ella quería más. Cuando él finalmente levantó su cabeza de nuevo, agarró sus hombros en sus manos, apoyando su peso sobre los codos. ―¿Nada que decir? ―Bromeó él y Lilia sonrió. ―Te dije lo que quería.

rozaron sus pezones.

Foro Purple Rose

Página

oportunidad de cambiar de opinión, ―meditó él, sus dedos enguantados

195

Su sonrisa fue tan amplia que la hizo temblar. ―Un caballero te daría la


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia arqueó su espalda. ―Te quiero, caballero o no. Te quiero ahora. Su dedo desabrochó el cierre superior de su corsé entre sus pechos. Sus ojos eran tan verdes como las esmeraldas y brillaban con intención. Ahuecó sus pechos en sus manos, deslizando sus pulgares a través de los pezones para que se endurecieran firmemente. Él rastreó una línea de ardientes besos bajando por su garganta. Lilia supo a donde iba él con eso. Ella se apoyó hacia atrás, cerró sus ojos, y gimió cuando su boca se cerró sobre su pecho. Ella agarró la parte de atrás de su cabeza cuando su lengua pasó a través de su pezón. Él giró sobre su otro pezón entre el dedo y el pulgar, conduciéndola a la distracción. Sus caricias se sentían tan bien. Lilia nunca se había sentido tan femenina o tan saboreada en su vida. A ella le gustaba que a él no le pareciera estar en un apuro, pero estaba descubriéndola en un momento incrementado. Ella estaba desordenada y arrugada y excitada más allá de la creencia cuando Montgomery finalmente se deslizó hacia abajo y se hundió debajo de sus faldas. Él arrojó la plenitud de sus enaguas a un lado, dejando sus muslos rodeados por volantes y encaje. Él metió sus hombros entre sus muslos y agarró sus tobillos en sus manos. Lilia estaba abierta a su merodeadora lengua, manteniendo el placer que él estaba determinado a conceder, y no hubo lugar que ella hubiera estado lo suficiente. ¿Qué poder tenía este hombre sobre ella, que podía hacerla olvidar todo lo que ella había conocido siempre? ¿Por qué era el que podía darle tanto placer de buena gana? Ella se sentía con suerte y estafada, porque le había encontrado ahora pero había estado mucho tiempo sin él. El deseo sacó todo lo demás de sus pensamientos. Eso podría haberla preocupado, supo Lilia. Que ella confiara en un extraño virtual era sorprendente, pero no tan sorprendente como las sensaciones que Montgomery lanzaba con su lengua. Él la sujetó para que ella no pudiera retorcerse. Ella se retorcía y se sacudió cuando él la tomó en el borde del

momento. Lilia no tuvo la oportunidad para quejarse antes de que él volviera a su tarea, llevándola incluso más rápidamente a la cúspide del placer.

Foro Purple Rose

Página

Él se movió de repente, atrapándola en el trueno de la liberación en el último

196

orgasmo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Cuando él se detuvo en el momento clave de nuevo, ella gruñó en una protesta. Montgomery levantó su cabeza, sujetándola fácilmente cuando ella luchó por la insatisfacción. ―¡Bromeas! ―ella lo‖culpó,‖furiosa‖con‖él‖por‖denegarla―.‖No suplicaré. ―No tienes que hacerlo. ―Él‖ rió, un maravilloso sonido que hizo que el corazón de Lilia saltara, luego‖ descendió‖ su‖ cabeza‖ de‖ nuevo―.‖ Es mejor si tienes que trabajar por ello ―murmuró él, sus ojos brillaron con intención sobre sus‖faldas―.‖Es todo, Lil. Lilia podría haber discutido a favor de la gratificación inmediata, pero en su lugar ella jadeó cuando su boca se cerró sobre ella una vez más. Él era más demandante esta vez, tosco y más rápido. Lilia lo adoraba. Por una vez, ella no era la compañera demandante, la que quería explorar la línea completa de posibles sensaciones, la que estaba poco interesada en el placer físico. Montgomery no la estaba intimidando por su deseo, él lo alentaba y lo usaba para redoblar su satisfacción. Ella respetaba eso. Ella incluso podría usarlo. Ella se preguntaba si finalmente encontró a su apasionado compañero. Se giró debajo de sus caricias, a medio camino pensando que él la atraparía de nuevo. Ella agarró una de sus manos en las suyas, abriendo sus rodillas ampliamente, y ansiando lo que fuera que él quisiera darle. De nuevo, ella se arrastró cerca de la cúspide de la liberación, ese fuego lento moviéndose debajo de su piel y conduciéndola a lo salvaje. Ella nunca había estado tan excitada, nunca necesitó liberarse tan desesperadamente. Justo cuando Lilia estaba segura que no podría quedarse más, Montgomery levantó su cabeza. Ella gimió, pero él se movió rápidamente para enterrarse dentro de ella. La fianza de su movimiento hizo que Lilia jadeara, su tamaño la hizo suspirar. ―Mi‖ turno‖ ―dijo ella y él sonrió con anticipación. Ella se giró sobre él,

empujó contra él en una silenciosa demanda, sus ojos brillaban cuando él la

Foro Purple Rose

Página

adorando como él mantenía la respiración con placer. Él agarró sus nalgas y la

197

sentándose a horcajadas encima y sujetándole debajo. Ella se movió lentamente,


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

observó. Lilia giró sus caderas, gustándole el suspiro de su sorpresa, adorando el sentirle dentro de ella. Ella podría haberse burlado de él justo como él se había burlado de ella, pero Montgomery no le dio la oportunidad. Cuando él fue más duro y más grueso, tomó su nuca en una mano y la empujó hacia él para un aplastante beso. Su mano se movió debajo de sus faldas y entre ellas al mismo tiempo. Lilia se estremeció cuando la tocó de nuevo. Ella agarró sus hombros y aguantó. Había una ciruela de encaje entre su piel y la boca de Montgomery cerrada sobre la suya. Cuando él se movió dentro de ella, ella se oyó gemir. Su pulgar enguantado se movió contra ella en una caricia deliberada y posesiva; su otra mano agarraba su nalga y la lanzó contra él en un ritmo insistente. Lilia sintió su pasión aumentar a un crescendo una vez más. ―Mía‖―murmuró él en su oído, su afirmación la lanzó sobre el borde. El calor se levantó a través de sus venas, Lilia gritó con placer y cayó encima de él. La liberación la dejó temblando y con los nervios de punta, floja y sin saciar. Él aún estaba duro dentro de ella. Montgomery la estudió y una vez más él observó más de lo que ella esperaba que nadie viera. ―De‖nuevo‖―dijo él, sus ágiles dedos no permitieron renunciar. ―No puedo. ―Lo‖ har{s‖ ―insistió él y Lilia sintió su cuerpo reconociendo la verdad. Él la giró hacia su espalda y la reclamó otra vez, moviéndose con golpes seguros. Ella tuvo la sensación de que él la conocía mejor que ella misma. La observó tan intensamente que ella supo que él aceptaría sin compromiso, que ella no tendría secretos para él. Al menos en la cama. Él demandó más y Lilia sintió que su cuerpo respondía. Era maravilloso. Su deseo no era solo igualmente parejo: se alimentaban mutuamente, el deseo de uno redoblaba el del otro en un crescendo incesante.

completamente vestido. Ella quería atar sus piernas a su alrededor y presionar su piel contra la suya. Ella quería intentar cada posición que conocía y aprender

Foro Purple Rose

Página

chaqueta. Ella se sentía lasciva, estaba medio desnuda y él estaba casi

198

Lilia se arqueó debajo de Montgomery, frotando sus pechos desnudos contra su


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

algunas nuevas. Quería pasar los días en la cama con el gemelo insaciable de Montgomery. Una vez no iba a ser suficiente. No con este hombre. Montgomery sonrió, una sonrisa de conocimiento cuando sus dedos hicieron su magia. Lilia sintió sus labios separados por el asombro cuando la marea se levantó dentro de ella de nuevo. Ella giró sus caderas, empujándole más profundamente en su interior. ―Te‖quiero‖desnudo‖―susurró ella y él arqueó una ceja. ―Muy‖malo‖―bromeó él, luego guiñó un ojo. Lilia rió. ―¿Puedes aguantar más tiempo? ―No aguantaré tanto. ―Había una brillo masculino‖de‖orgullo‖en‖su‖mirada―.‖ Ni tú. Él estaba tan seguro de sí mismo que a Lilia le hubiera gustado probarle lo contrario, solo al principio. Ella solo se las arregló para desabrochar el cuello de su camisa, para presionar sus manos contra su pecho, antes de que su toque la distrajera de nuevo. Montgomery sabía que su efecto la superaba, y lo estaba haciendo deliberadamente. Era como si él hubiera planeado esta seducción desde hace mucho

tiempo.

Lilia

encontró

esa

idea

sorprendentemente

apelada,

probablemente porque ella encontró a Montgomery tan atractivo. Especialmente cuando él sonreía, como lo hacía ahora. Había más en este hombre que encontrarse sus ojos y ella se encontró queriendo intercambiar sus secretos con él. La lenta curva de sus labios cuando la observó, la satisfacción en sus ojos, la sensación de que él se estaba conteniendo para esperarla, todo combinado para empujar a Lilia hacia el borde una vez más. Su brazo se tensó debajo de ella, sujetando sus hombros tanto que ella estaba clavada contra su pecho. La besó con nueva fuerza y ella se levantó contra él. Anudó sus tobillos alrededor de su cintura, dándole la bienvenida profundamente en su interior. Montgomery aceptó su invitación con placer,

Foro Purple Rose

Página

199

luego pasó sus dedos contra ella con confianza.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Y ella fue conquistada de nuevo. Lilia gritó con placer y convulsionó a su alrededor. Esta vez, Montgomery rugió también, y colapsaron temblando en los brazos del otro. Él murmuró su nombre, luego sus ojos se cerraron. Lilia miró la mugrienta luz del cielo sobre la cabeza cuando mantuvo su respiración, su mano se movió a través de la parte de atrás del cuello de Montgomery cuando él dormitaba. Ella estaba aturdida y deslumbrada, contenta con el sexo por primera vez desde que podía recordar. Ella no había deseado moverse, sin impaciencia para cerrar la puerta para tener intimidad y ponerse su armadura otra vez. Este hombre la retaba y la comprendía como ningún hombre hizo jamás. Probablemente era algo malo que a ella, ya no le importaba. Definitivamente era algo malo que ella oyera ese eco de risa masculina de nuevo, la misma risa que había oído en la vieja ciudad. Su boca se secó cuando vio esa niebla plateada deslizándose a través del suelo del almacén. Stevia suspiró cuando oyó a Micheline entrar en su tienda. La mañana había llegado demasiado pronto. Otra vez. Stevia se extendió y se sentó, encorvándose sobre sus rodillas cuando su tos de la mañana empezó. ―Pon‖el‖agua‖a‖hervir,‖Micheline‖―dijo ella cuando su tos disminuyó―.‖ Y tráeme esa botella dorada, por favor. ―Stevia empujó una mano a través de su pelo, frotó sus ojos, y se dio cuenta de que no había respuesta―.‖Micheline, deja de soñar despierta... Stevia levantó la mirada por la sorpresa cuando alguien más grande que Micheline se avecinó sobre la cama. Una mano levantada para agarrar la parte delantera del desgastado pijama cuando ella vio al hombre en una pseudo skin. Un extraño. Él sonrió fríamente y ella supo que nada bueno vendría de esto. Stevia buscó el arma debajo de la almohada, pero sus dedos apenas lo rozaron.

Stevia estaba aterrada y pateó, pero él era más joven y más fuerte. Él agarró su arma, puso el cañón en su sien, luego disparó.

Foro Purple Rose

Página

luchó por sus manos y se deslizaron fuera de su pseudo-piel, sin agarrarle.

200

Él estuvo encima de ella en un segundo su mano enguantada sobre su boca. Ella


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Stevia ni siquiera se las arregló para gritar. La única clemencia fue que ella nunca sintió el cuchillo.

*****

Cuando Lilia miró, la luz del día brillaba, lanzando un brillo en el almacén por debajo. La luz era cálida, como un rayo de sol, pero parecía más perlada. Era tan maravilloso que quitaba el aliento. Mejor aún, parecía disipar la niebla de plata. ¿Lo había imaginado ella? ¿Y la risa también? Lilia tenía una sensación de inquietud cada vez que pensaba en la niebla, por lo que decidió no hacerlo. No en este momento. En su lugar, estudió a Montgomery, el hombre de las dos identidades, una de las cuales era completamente fascinante. La otra, policía Montgomery, no se quedaba corta tampoco. Incluso soñando, Montgomery parecía formidable y sexy. Incluso cuando se quedó dormido, su proximidad le hizo saltar el corazón. Era un hombre de misterio de quien quería revelar muchos secretos. Había algo en Montgomery, que llegó a Lilia, que le hizo preguntarse si ella había estado en lo cierto acerca del amor siendo demasiado problemático o si ella había descartado sus encantos del amor antes de tiempo. Él era fabuloso en la cama también, sin lastimarla. Ella se estiró para besar su oreja, un calor curioso lleno su corazón. La luz brilló en su pendiente negra, haciendo su vidriosa superficie brillar. Lilia se congeló y se quedó mirando. El pendiente de Montgomery estaba de vuelta en su lugar. Lo que significaba que la República estaba viendo, y había estado observando. No es de extrañar que él pensara que su tatuaje temporal era divertido. Tuvo un

adquirió un brillo opalescente familiar.

Foro Purple Rose

Página

El ojo de la República no era su único público, sin embargo. La luz desde arriba

201

deseo infantil de saludar al monitor.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¡Ángeles! ―Micheline exclamó con deleite desde la habitación contigua y Lilia juró. Ella había olvidado su mandato de encontrar más ángeles, se había olvidado de vigilar a Micheline, se había olvidado todas las dudas que tenia acerca de Adam Montgomery y sus motivaciones. A cambio de buen sexo. Y ella no se arrepentía de nada. Esa fue la realización más aterradora de todas. El hombre había hecho a Lilia perder su ventaja. Lilia iba a conseguirla de vuelta, inmediatamente, si no antes. Montgomery despertó cuando Lilia lo empujó a un lado. Ella se puso de pie, tratando de ajustar las enaguas y los cierres con una prisa que a él le divertía. La silueta de ella se formaba a la luz de los ángeles que llegan, haciéndola verse con aspecto etéreo y cautivador. Llevaba el pelo suelto, una maraña oscura que contrastaba con la palidez suave de la espalda y los volantes blancos de su ropa interior. La luz tocaba los músculos de sus hombros mientras se giraba y él se quedó prendado de nuevo por su mezcla de fuerza y feminidad. Había algo más allí que lo hacía querer hacer todo de nuevo. Montgomery se puso de pie, se ajustó la bragueta, luego, llegó para sujetar la parte posterior del vestido de Lilia para ella. Ella giró lejos de su tacto, sus ojos brillaban de furia. El barato medallón que llevaba repicó tan fuerte que casi rompió la cadena. ―¡No me toques! Montgomery aparto sus manos. ―Un poco tarde para un cambio, ¿no te parece? Lilia movió un dedo hacia él. ―Me distrajiste deliberadamente. Miró a su alrededor con intención. ―¿De qué? Tocó el tatuaje temporal en su brazo superior. ―Me olvidé de lo que nunca debí haber olvidado. ―Entonces se acercó y tiró de su pendiente en el oído. ―Está fuera de servicio. ―Sí creo eso, conseguirás una buena en Gotham vendiéndome ―Lilia se

Los ángeles estaban de vuelta.

Foro Purple Rose

Página

El rayo de fuego del Ángel se deslizó a través de la madera dura.

202

quebró, sus palabras vacilando cuando levantó un dedo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia se retorció en su vestido, fijándolo la espalda sin ayuda alguna, luego, señalo con su dedo hacia la viga de luz en movimiento. ―Hay ángeles aquí ―susurró ella―.‖Ellos estaban aquí antes, pero esta vez, no me vas a distraer de lo que tengo que hacer. Sus palabras sembraron el terror en Montgomery. Se giró, con el pelo todavía suelto, y se metió en sus faldas. Él sabía que su arma tenía que estar allí. Ella no había conseguido más de dos pasos. Montgomery fue detrás de ella en un paso y apretó su mano a su boca. Cerró el otro brazo por la cintura, atrapando sus brazos contra sus costados. Él la sostuvo con fuerza mientras la levantó de sus pies. Lilia lucho y Montgomery sintió que su arma descansaba contra su muslo. Él esperaba que la seguridad estuviese en marcha. A tan corta distancia, la bragueta no podría protegerlo, sobre todo si el arma estaba en modo de potencia más alta. Por desgracia, no podía imaginar a Lilia usando cualquier otra cosa. Ella trató de darle una patada, incluso cuando la luz se hizo más brillante, pero él la sostuvo rápido de nuevo contra de él. Él oyó el zumbido de los ángeles revelarse a sí mismos. Micheline alzó las manos entre Montgomery y el fuego del Ángel, casi gozando de la luz de los ángeles. Lilia juró y luchó, pero Montgomery la sostuvo. ―Vas a estar en silencio ―murmuró‖ él a su oído. Ella le lanzó una mirada rebelde‖y‖luchó‖m{s‖fuerte―.‖No los distraigas de su tarea. Sus ojos se estrecharon un poco y luego se calmó. No estaba seguro de si ella estaba pensando acerca de su consejo o simplemente tratando de engañarlo y que se relajara, así que no la liberó. Se estremecieron con en el brillo del fuego de ángel, Lilia giró su cara contra el pecho de él. Se quedaron sien contra sien, Lilia aún atrapada en el abrazo de Montgomery. Y una vez más, sus curvas y su perfume lo distrajeron. Al parecer, no había

Foro Purple Rose

Página

hambriento de todo lo que ella tenía que ofrecer.

203

probado los placeres de la dama suficiente meticulosamente. Él todavía estaba


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Van a atenuar su luz en un momento, una vez que vean que no hay amenaza ―susurró y ella asintió con la cabeza, sus ojos todavía bien cerrados. Por supuesto, ella había visto ángeles antes. Él se preguntó, no por primera vez, cómo Armaros y Baraqiel se habían entregado a ella. Se preguntó si realmente Lilia creía que había sido el jugador activo en ese intercambio. Se preguntó si ella lo admitiría, incluso si tuviera dudas. La luz atenuó entonces, y Montgomery abrió los ojos para encontrar la habitación bañada en opalescencia. Podrían haber estado de pie dentro de una piedra preciosa. Un nudo en su garganta con la familiaridad de ese brillo, que se había imaginado alguna vez que fue común a toda la creación. Tenía más que ilusión. Por otro lado, era difícil ver claramente el mundo cuando estás rodeado por esa brillante la luz. Tres ángeles se revelaron mientras gradualmente disminuía el esplendor de su luz. Sus alas eran más blancas que el blanco y se estiraban sobre sus cabezas. Montgomery sintió un cosquilleo en su cuerpo humano responder a la electricidad de su presencia. Él era muy consciente de que ya no era de ellos, ya no tenía mucho en común con su increíble gracia y belleza. ¿Cuál era el plan de Lilia? Ella se había calmado con su alcance, los ojos muy abiertos, y ya no luchaba contra él. ¿Sentía el mismo respeto que él? ¿O estaba maquinando una forma de coger los tres ángeles para el circo? Eso no pasaría si él tenía algo que decir sobre el asunto. Montgomery pensaba en el arma de Lilia y apretó su control sobre ella cuando el ángel más alto miró hacia su camino. El corazón de Montgomery se detuvo en reconocimiento. Era el cirujano. Lo que significaba que el otro ángel de pie era el ayudante, y el tercero, estaba haciendo el sacrificio. Su mente se estancó en la verdad de lo que iba a suceder, entonces su corazón

―Sí. Aquí y ahora.

Foro Purple Rose

Página

No, no aquí. Ahora no. No delante de sus ojos.

204

empezó a latir con fuerza.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

La afirmación hizo eco en sus pensamientos, impresionándolo. Las rodillas de Montgomery se volvieron débiles cuando el ángel se arrodilló y desnudo su espalda. La garganta de Montgomery trabajó silenciosamente, pero el cirujano se limitó a asentir en su dirección. ―Él‖te‖conoce‖―Lilia‖susurró‖detr{s‖de‖su‖mano―.‖¿Cómo te conoce? ―No debes ver esto ―Montgomery sólo pudo decir. Lilia lo estudió con algo que podría haber sido preocupación. Ella frunció el ceño y volvió a mirar a los ángeles cuando el del medio puso su frente en el suelo. ―¿Qué están haciendo? ―murmuró ella,‖con‖su‖mirada‖sobre‖la‖escena―.‖¿Qué está pasando? Micheline cantaba en voz baja. El cirujano levantó el dedo, besó la punta, luego se inclinó hacia el voluntariado. Montgomery no quería ver, pero no pudo evitarlo. Su mirada se fijó en el punto en el que las alas de los voluntarios se unían a su espalda y vio la chispa del primer corte. No había sangre, por supuesto, sólo el resplandor breve y brillante de la luz, como si un brillo interior se escapara por la herida. Lilia quedó sin aliento. La primera ala cayó un momento después. Parecía sin vida en el suelo del almacén, apagada, mala y muerta. ―Dulce madre de Dios ―Lilia susurró con horror. El cirujano miró con severidad y Montgomery bloqueó con su mano la boca de Lilia de nuevo. Se inclinó, colocando sus labios contra su oreja. ―No debes distraerlo‖―suspiró y ella asintió. Parecía como si no pudiera apartar la vista tampoco, y ella se apoderó de sus dedos con sus propias manos. Él tenía la sensación de que ella se aferraba a él, sin tratar de aflojar su apretón. No la liberaría de todos modos. El voluntario sollozó, sacudiendo los hombros con el trauma de su experiencia.

Foro Purple Rose

Página

toque, el voluntario se enderezó en estado de shock por el dolor.

205

El cirujano se inclinó y deslizó su dedo por la herida abierta. Se cerró con su


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery conocía ese dolor. Conocía el trauma y el shock. Tenía la boca seca y, su interior, comenzó a temblar. Él estaba reviviendo su propio sacrificio, más vivamente de lo que hubiera preferido. La eliminación de la segunda ala parecía casi anti-climática, como le había sucedido a Montgomery no mucho antes. El voluntario lloraba en silencio, las dos líneas diagonales en la espalda brillaban de color rojo vivo. Ya no brillaban con la luz opalescente de los ángeles. El asistente levantó las alas caídas y reunió las plumas sueltas con la eficiencia. El cirujano implantó la PDA en la mano del voluntario y la base de datos en la parte posterior de su cuello mientras el voluntario temblaba desnudo. Montgomery lo recordó. Vio la ternura en la expresión del cirujano. Vio la compasión y arrepentimiento, incluso. Luego, el cirujano sujetó la cara del voluntario con suavidad en sus manos, se inclinó y besó a cada una de sus mejillas. Su actitud era paciente y amorosa, su compasión hizo brotar lágrimas familiares en los ojos de Montgomery. El voluntario lloró abiertamente y hacía ruidos incoherentes que claramente lo sobresaltaron. Sus primeros sonidos. Sus primeras lágrimas. Su primera experiencia de ser atado a la tierra. El cirujano se enderezó y se envió una mirada penetrante a Montgomery. Era una orden. Montgomery al instante comprendió que este voluntario sería responsabilidad suya. No sabía cómo asegurar que este voluntario se incorporara en la sociedad, cómo ocultarlo o protegerlo. No sabía que era el voluntario o cuál podría ser su misión. Sólo sabía que tenía el deber de transmitirle la bondad como Rachel había

Foro Purple Rose

Página

Y él lo haría. Iba a encontrar un camino.

206

hecho por él.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery asintió con la cabeza de nuevo, notando que el cirujano no parecía estar sorprendido por su acuerdo. Quizá había estado dispuesto con mucha antelación, una memoria que Montgomery había perdido junto con sus alas y su antiguo nombre. Tenía un nuevo papel ahora. En la tierra. Hasta que cumpliera su misión. El resplandor de los ángeles aumento de manera constante, por lo que Montgomery tuvo que achicar sus ojos en contra de su brillo. El voluntario comenzó a llorar, evidentemente, cuando se dio cuenta de que estaba siendo abandonado. Justo antes de que Montgomery tuviese que cerrar los ojos por completo, el cirujano se volvió hacia Micheline. Él sonrió con dulzura, lego, alzó la mano a la niña. Ella no necesitaba una segunda invitación. Ella gritó de placer y corrió hacia él, agarrando su mano. Montgomery vio al ángel levantarla justo antes de que ambos empezasen a brillar demasiado como para verlos. ―¡No! ―Lilia gritó, arrancando la‖mano‖de‖Montgomery‖de‖la‖boca―.‖¡Prometí que cuidaría de ella! ―Ella se liberó de su agarre y se arrojó por el suelo del almacén. En el momento en que llegó al lugar donde los ángeles habían estado de pie, habían desaparecido con tanta seguridad como si nunca hubieran existido. Y Micheline se había ido con ellos. Lilia se volvió, mirando al sitio donde la luz parecía desvanecerse sobre ella. Su expresión era desesperada y angustiada. ―¡Vuelve! ―exclamó―.‖¡Tráiganla de vuelta! Montgomery escuchó en su voz que ella sabía que su orden era inútil. Oyó su desesperación e impotencia. Más que eso, Montgomery oyó la angustia de una joven Lilia perder a su hija ante la Sociedad de los Darwinistas Nucleares y de

Foro Purple Rose

Página

Y vio la verdad de su corazón.

207

la República, justo en la sala de maternidad.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia sacrificaría todo, incluso a sí misma, para proteger a alguien más débil. Ella trabajó para el circo para salvar a los mutantes de las casas de esclavos de la República. Y se dio cuenta de que ella se había convertido en una Darwinista Nuclear en primer lugar para encontrar a su hija. Era una cazadora de mutantes, pero ella había cazado un mutante en particular. ¿La niña murió antes o después de que Lilia la hubiese encontrado? El voluntario se quejó y buscó las faldas de Lilia. Todavía estaba de rodillas, todavía temblando por su terrible experiencia. Cerró la mano sobre la tela y se apretó convulsivamente. Lilia se volvió y lo miró. Montgomery medio sabía qué esperar de ella, dado su realización, pero ella lo sorprendió de todos modos. Sus rasgos se suavizaron con una compasión que le tocó el corazón. Ella se inclinó y tocó la cara del voluntario, quitando suavemente las lágrimas, su tacto como el del cirujano. Esta era su verdadera naturaleza, y una que ella mostraba en raras ocasiones. Ella habló fuerte y protegiéndose a sí misma porque su corazón era demasiado vulnerable. Y ese corazón había sido herido muchas veces. ―¿Qué te han hecho? ―susurró―.‖¿Y por qué? El voluntario se lamentó sin decir palabra y Lilia lo cubrió con sus brazos, meciéndolo con consuelo. Se puso de pie, sosteniéndolo firmemente apoyado sobre su lado izquierdo, y sacó su arma. Apuntó al pecho sin protección de Montgomery. Cambió, convirtiéndose en frío una vez más. Era el cazador de sombras sin corazón, supuestamente la mujer que haría cualquier cosa por un precio. El problema era que Montgomery ya sabía cuál era la máscara de Lilia y cual la realidad. ―Si piensas que vas a llevarlo a la República, Montgomery, tendrás que llevarme en primer lugar. ―Lilia miró a Montgomery de arriba a abajo, y luego se fijo en su mirada una vez más. Quitó el seguro‖del‖arma‖con‖el‖pulgar―.‖Sólo

pegaría un tiro, sabiendo que ella quería que el creyese lo contrario.

Foro Purple Rose

Página

Montgomery cruzó de brazos sobre el pecho, a sabiendas de que Lilia no le

208

entre tú y yo, no creo que seas lo suficientemente rápido.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Él hubiera apostado su credibilidad pasada a que Lilia protegería a este voluntario con su propia vida. También estaba seguro que tenía el software pirata en la PDA de su mano para introducirse en la sociedad sin que nadie notase la diferencia. La solución que él necesitaba para cumplir su promesa de que el cirujano le había encontrado.

Foro Purple Rose

Página

209

Él y Lil serían un equipo perfecto.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

XIII

Traducido por SOS por Clo Corregido por Pimienta

L

ilia había hecho muchas cosas poco convencionales en su vida, pero sostener un arma hacia un hombre mientras su semen se filtraba en su

enagua, tenía que ser la primera vez. Sobre todo porque ella no estaba manteniendo al rehén de Montgomery para una nueva ronda de placer. Sin embargo, él podría haber estado en esta situación miles de veces antes, por todo lo que le preocupaba. Él cruzó los brazos sobre el pecho, con una mirada calculadora y expresión impasible. ―¿Qué‖vas‖a‖hacer‖con‖él?‖―le‖preguntó―.‖¿Recolectarlo‖para‖la‖recompensa? ―Nunca‖he‖enviado‖a‖nadie‖a‖los‖antros‖de‖esclavos‖de‖la‖República. ―¿El‖circo‖es‖mucho‖mejor? ―Pregúntale‖a‖los‖mutantes que se inscriben en masa. ―¿Qué‖pasa‖con‖los‖{ngeles?‖―él‖arqueó‖una‖ceja―.‖¿O‖debería‖decir‖{ngelesmutantes? Lilia echó un vistazo al lugar donde los ángeles habían estado de pie y derribados por la estremecedora alma de su abrazo. Las magulladuras rojas de su‖espalda‖ ya‖se‖estaban‖descolorando.‖―Pensé‖que‖eran‖mutantes.‖Pensé‖que‖ tenían‖ que‖ ser‖ mutantes‖ ―se‖ reunió‖ con‖ la‖ mirada‖ de‖ Montgomery‖ y‖ la‖ encontró‖m{s‖inescrutable‖que‖por‖lo‖general―.‖Tú‖dijiste‖que‖creías‖en‖{ngeles‖ antes de esto. Él no respondió.

Micheline?

Foro Purple Rose

Página

―Ellos‖ te‖ conocían.‖ ¿Sabías‖ que‖ podrían‖ venir,‖ de‖ la‖ forma‖ en‖ que‖ lo‖ sabía‖

210

Lilia recordó su sensación de que el ángel había conocido a Montgomery.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿Ella‖lo‖sabía?‖No‖estaba‖seguro‖―Montgomery‖miró‖encima‖de‖la‖claraboya.‖ La luz que venía a través de ella, se había vuelto rosa; y Lilia adivinó que se estaba acercando el alba. El movimiento de él, le hizo brillar la incrustación del oído. ―Supongo‖ que‖ ahora‖ la‖ República‖ lo‖ sabe,‖ también‖ ―dijo‖ ella,‖ sin‖ ocultar‖ su‖ enojo―.‖¿O‖lo‖supieron‖siempre? ¿Eres tú su espía? Él‖ sonrió‖ lentamente.‖ ―No‖ creo‖ que‖ la‖ incrustación‖ de‖ mi‖ oído‖ esté‖ funcionando. Lilia se dijo a si misma que su corazón galopaba porque apestaba a los rebeldes e‖infractores―.‖Ayer‖te‖lo‖sacaste. ―Y‖ fue‖ incorporado‖ de‖ nuevo,‖ m{s apretado, cuando me presenté al servicio. Deberías saber para este momento que no puedes utilizar el mismo truco una y otra vez, Lil. Intentó que no le gustara la manera en la que él decía su nombre. Pero perdió. Montgomery sonrió, viéndose malvado e impredecible de nuevo. El pulso de Lilia‖saltó‖justo‖en‖ese‖preciso‖instante.‖―El‖transmisor‖en‖mi‖cubo‖que‖recoge‖ la‖señal‖de‖mi‖incrustación‖se‖estrelló‖al‖final‖de‖mi‖turno.‖Los‖que‖limpian<‖ya‖ sabes, pueden ser tan descuidados. ―¿Est{s‖seguro? ―Me‖aseguré‖―dijo‖él,‖con‖tono‖inequívoco. ―¿De‖qué‖lado‖est{s,‖Montgomery? ―De‖mi‖lado‖―contestó‖sin‖vacilación―.‖Al‖igual‖que‖tú.‖Y‖quién‖sabe,‖tal‖vez‖ ambos‖estemos‖del‖mismo‖lado.‖―Se‖acercó‖a‖Lilia,‖viéndose‖alto,‖delgado‖y‖sin‖ miedo, y a ella se le debilitaron las‖rodillas.‖Sus‖palabras‖llegaron‖en‖voz‖baja―.‖ ¿Por qué no hacemos un trato, Lil? Lilia pensó inmediatamente en suministrarse deudas físicas entre ellos, pero se dijo a sí misma que mejor mantenerlo limpio. Sostuvo su arma un poco más alta

―Simplemente‖¿Cómo‖de‖r{pida‖eres,‖Lil?

Foro Purple Rose

Página

contigo.

211

y se preguntó a‖ quién‖ estaba‖ tratando‖ de‖ persuadir―.‖ No‖ voy‖ a‖ negociar‖


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Su mirada cayó a su pistolera y consideró que probablemente no tenía dentro su arma para dispararle. Y Montgomery probablemente lo sabía, como la bestia perceptiva que era. ―¿Qué‖ clase‖ de‖ trato?‖ ―Lilia‖ levantó‖ el‖ arma‖ mientras‖ él‖ se‖ acercaba‖ cuidadosamente, reconociendo que estaba tratando de desarmarla. En más de un sentido. Montgomery se detuvo, a un mero paso entre ellos. El cañón del arma estaba casi contra su pecho, pero Lilia estaba más preocupada acerca de eso de lo que lo estaba él. ―¿Alguna‖ vez‖ has‖ notado,‖ Lil,‖ que‖ tus‖ acciones‖ son‖ m{s‖ elocuentes‖ que‖ tus‖ palabras?‖ ―él‖ tocó‖ el‖ arma‖ con‖ un‖ dedo―.‖ ¿Y‖ que‖ son‖ un‖ indicador‖ m{s‖ confiable de la verdad? Lilia‖ dio‖ un‖ paso‖ hacia‖ atr{s‖ y‖ levantó‖ el‖ arma‖ de‖ nuevo.‖ ―No‖ trates‖ de‖ convencerme de que debemos trabajar juntos. No confío en ti. ―Y‖tampoco‖confío‖en‖ti,‖por‖ lo‖que‖estamos‖empate‖―él‖le‖estaba‖dando‖esa‖ mirada desconcertada de nuevo, la que la confundía. Se veía como Armaros y Baraqiel. Quiénes eran ángeles verdaderos. Lilia bajó la mirada hacia el ex ángel que aún se aferraba a su lado. El ángel de fuego había muerto ante los ojos de él cuando había perdido sus alas, pero todavía quedaba inteligencia brillando allí. Sería encontrado, como mutante, por la República, si sus cicatrices eran descubiertas, pero no estaba funcionando lento como la mayoría de los mutantes. Ella parpadeó. La recepcionista en Breisach y Turner no había sido tonta tampoco. Lilia‖levantó‖la‖vista‖hacia‖Montgomery.‖―Es‖por‖eso‖que‖te‖preocupaste‖por‖la‖ recepcionista‖ en‖ Breisach‖ y‖ Turner‖ ―adivinó‖ ella―.‖ La‖ conocías.‖ Ella‖ era‖ un‖ ángel, pero fue atrapada. Fue encontrada como mutante debido a las cicatrices

expresión‖transform{ndose‖a‖cautelosa.‖―No‖sabes‖lo‖que‖est{s‖diciendo.

Foro Purple Rose

Página

Fue Montgomery quien dio un paso hacia atrás en esta ocasión, con su

212

en su espalda, al igual que éstos.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No,‖ pero‖ lo‖ estoy‖ suponiendo‖ y‖ tiene‖ mucho‖ sentido‖ ―a‖ Lilia‖ también‖ le‖ gustaba lo que sus suposiciones le decían acerca de la motivación de Montgomery―.‖Dime,‖¿por‖qué‖se‖ganó‖ella‖la‖designación‖de‖mutante? Montgomery estudió a Lilia durante un buen rato, a continuación, golpeó algo en su palma. Él le hizo brillar un par de imágenes a Lilia. La primera era la que ella había visto antes, la recepcionista destripada. Aunque Lilia se alegró de no mirar hacia otro lado, porque de otra manera se hubiera perdido de la segunda imagen. Mostraba a la misma mujer, con la espalda desnuda, y mostraba claramente un par de cicatrices diagonales. Eran exactamente iguales que las cicatrices en la espalda del hombre que se apoyaba en su hombro. Lilia exhaló lentamente mientras envolvía su mente alrededor de la verdad. En realidad eran ángeles. Ángeles que sacrificaron sus alas para pasar por normales. Ángeles cuyo sacrificio, si era descubierto, los clasificaba como mutantes y los hacía esclavos de la República. Inmediatamente se preguntó cuántos de ellos había. ―¿Por‖qué‖vienen?‖―preguntó‖ella. ―Para‖ tratar‖ de‖ salvar‖ a‖ la‖ humanidad‖ ―el‖ tono‖ de‖ Montgomery‖ era‖ una‖ cuestión de hecho, pero no engañó a Lilia. A él le brillaban los ojos y ella supo que se preocupaba mucho por los ángeles. Así como lo hacía ella. ―¿Qué‖les‖sucede‖a‖ellos? Él se la quedó mirándola.‖ ―Ellos‖ hacen‖ su‖ trabajo, completan sus tareas, y regresan. ―¿Les‖devuelven‖sus‖alas‖de‖nuevo? Él asintió solemnemente y ella se sintió un poco mejor acerca del ángel herido

observando a Montgomery. Sabía que él podría no responder a sus preguntas―.‖Los‖{ngeles‖confían‖en‖ti.‖¿Tú‖los‖ayudas?

Foro Purple Rose

Página

―Tú‖ sabes‖ acerca‖ de‖ los‖ {ngeles,‖ sabes acerca‖ de‖ este‖ lugar‖ ―dijo‖ ella,‖

213

que estaba reteniendo. También estaba más determinada a ayudarlo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿Y‖qué‖si‖lo‖hago?‖―él‖fue‖cauteloso,‖al‖igual‖que‖lo‖hubiera‖sido‖ella. Lilia dio una falsa señal de resignación.‖ ―Entonces‖ tendría‖ que‖ revisar‖ todos‖ mis prejuicios contra los detectives de NGPD. Esto es enorme, Montgomery, una revisión completa de mi sistema de creencias. Me deberías algo grande por mucho‖tiempo‖―ella‖sonrió. ―¿Yo?‖ ―Montgomery‖ le‖ devolvió la sonrisa, su mirada decreciendo. Lilia estaba segura de que ella no era la única que estaba pensando acerca de lo que acababan de hacer. No importaba lo que pudieran hacer a continuación. Montgomery llegó hasta ella, rozándole con los dedos la mejilla. Lilia se esforzó por no parecer afectada ante su toque y también perdió la batalla. (Estaba pensando que podría ser demasiado tarde para ganar la guerra.) Él le apartó un mechón de cabello detrás de la oreja y la miró a los ojos. Ella sabía que la iba a volver a besar. Y que ella iba a devolverle el beso. ―Respóndeme‖ una‖ pregunta‖ ―murmuró.‖ Lilia‖ miró‖ sus‖ ojos‖ verdes‖ y‖ estuvo‖ lista para ponerle nombre a su mejor orgasmo de todos los tiempos, o su posición sexual favorita, o... ―Dime‖ lo‖ que‖ le‖ dijiste‖ a‖ Fitzgerald‖ cuando‖ te‖ denunció‖ a‖ la‖ Sociedad‖ ―Lilia‖ parpadeó. Luego‖miró‖a‖Montgomery‖para‖cambiar‖de‖tema.‖―¿Cómo‖sabes‖que‖dije‖algo? ―Estoy‖adivinando.‖Él‖le‖dijo‖a‖la‖Sociedad‖que‖Armaros‖y‖Baraqiel‖no‖podían‖ ser mutaciones, que era demasiado improbable para ser verdad. Eso es básicamente llamarte mentirosa. No puedo creer, Lil, que tú hubieras permitido que eso sucediera. Lilia miró hacia otro lado, con inesperadas lágrimas nublando su visión. ―¿Qué‖ le‖ dijiste‖ para‖ dejarte‖ pensando‖ que‖ pudo‖ haber‖ cometido‖ suicidio? ―Lilia‖tragó‖saliva.‖Tal‖vez‖decir‖la‖verdad‖en‖voz‖alta‖le‖permitiría‖descartar‖la‖

Montgomery, Lilia estaba dispuesta a tomar una oportunidad de confianza.

Foro Purple Rose

Página

Tal vez sí. Tal vez no. Teniendo en cuenta lo que había descubierto acerca de

214

posibilidad que la obsesionaba.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

No intentaría recordar cuánto tiempo había pasado. ―Tienes‖ razón.‖Discutimos,‖por‖primera‖ vez‖―ella‖ dejó‖escapar‖ un‖suspiro―.‖ Él dijo muchas cosas acerca de mi desprecio por los normales y falta de respeto por la Sociedad. Me recordó mi deuda con ellos y con él. Estaba enojada de que pensara que era desagradecida después<‖ ―sus‖ palabras‖ vacilaron―‖ después de todo. Estaba furiosa de que no hubiera, ni siquiera, venido y verlo por él mismo. Se llamó a si mismo científico y se llamó idiota terco. El silencio colgó entre ellos, sólo el sonido de las inhalaciones del hombre rubio llenaban el aire. Lilia le acarició el pelo y lo calmó, sabiendo que no había respondido realmente a la pregunta. Ella levantó la vista para encontrar a Montgomery observándola, su mirada era brillante. ―No‖estoy‖orgullosa‖de‖haber‖perdido‖los‖estribos,‖pero‖no‖puedo‖mentir‖sobre‖ lo‖que‖hice‖―Lilia‖tomó‖un‖respiro‖y‖Montgomery‖esperó―.‖Le‖dije‖a‖Gid‖que‖ no‖lo‖amaba.‖Cuando‖él‖discutió,‖le‖dije‖que‖nunca‖lo‖había‖hecho‖―su‖voz‖fue‖ tensa‖cuando‖continuó―.‖Le dije que sólo me había casado con él porque se lo debía. ―Ouch‖―dijo‖Montgomery‖en‖voz‖baja. ―Lo‖ sé‖ ―Lilia‖ hizo‖ una‖ mueca―.‖ Pensaba‖ que‖ ya‖ lo‖ sabía,‖ o‖ al‖ menos‖ lo‖ sospechaba‖―ella‖suspiró‖y‖frunció‖el‖ceño‖hacia‖el‖suelo―.‖Hubiera‖sido‖mejor‖ haber mantenido la boca cerrada, pero esa nunca ha sido mi mejor virtud. ―¿Por‖qué‖se‖lo‖debías? ―Esa‖ es‖ una‖ segunda‖ pregunta,‖ Montgomery.‖ Estuvimos‖ de‖ acuerdo‖ en‖ una‖ ―Lilia‖estaba‖bastante‖segura‖de‖que‖él‖no‖iba‖a‖dejar‖ir‖el‖tema,‖pero‖su‖ PDA sonó, y tenía una llamada más imperiosa que la de Lilia. Se dio cuenta de que él, no activó el enlace de video. ―Montgomery‖ ―dijo‖ él‖ estirando‖ la‖ mano‖ mientras‖ lo‖ hacía, para poner un dedo sobre los labios de Lilia. Ella sintió que lo que le quedaba de resistencia hacia él se derretía, quizás porque él había escuchado su verdad y no la condenaba.

―Fuera‖de‖servicio,‖Señor.

Foro Purple Rose

Página

¿Dónde diablos estás?

215

―¡Montgomery!‖―dijo‖desde‖su‖ PDA la‖ irritante‖ voz‖de‖ un‖ hombre‖mayor―.‖


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―El‖ homicidio‖ nunca‖ est{‖ fuera‖ de‖ servicio‖ en‖ Nuevo Gotham, Montgomery. Podrá ser diferente en Topeka, pero ya no estás en Kansas. ¿Kansas? Lilia parpadeó. ¿Montgomery era de Kansas? Ella no había conocido nunca en su vida un chico que pareciera menos de granja. ―Sí,‖señor. ―¿Qué‖ diablos‖ le‖pasa‖a‖tu‖incrustación?‖Te‖dije que la hicieras revisar con el Soporte Técnico ayer cuando llegaras al cumplir servicio. Lilia abrió mucho los ojos. Montgomery asintió con la cabeza, como diciendo “te‖lo‖dije”,‖y‖Lilia‖se‖encontró‖devolviéndole‖la‖sonrisa. ―Lo‖ hice,‖ Señor‖ ―dijo‖ él―.‖ Ellos instalaron una incrustación nueva y la comprobaron. ―Bien,‖no‖hay‖una‖maldita‖cosa‖llegando‖por‖ahora.‖¿Dónde‖est{s? La‖ sonrisa‖ de‖ Montgomery‖ se‖ ensanchó‖ mientras‖ contemplaba‖ a‖ Lilia―.‖ Perdido en la franja de placer, señor. Lilia se ruborizó. ―Considérate encontrado, Montgomery. Tenemos un homicidio y ya que estás en la franja de placer, esperaré que seas el primero en la escena. ―La‖cual‖est{‖¿dónde? ―La‖dirección‖est{‖en‖la‖lista‖de‖espera.‖Encuéntrate‖con‖a‖Dimitri‖allí. ―Ya‖estoy‖en‖camino,‖señor‖―Montgomery, revisó la dirección en la pantalla, luego terminó la conexión, pero no se marchó. En cambio, puso una mano sobre el hombro del ex ángel. Lilia observó un intercambio silencioso entre ellos, luego, Montgomery se quitó la capa. La lanzó sobre los hombros desnudos del otro hombre y cerró el broche frontal con un cuidado que le anudó la garganta a Lilia. Montgomery sacó un puñado de fichas de la franja de placer de su bolsillo y se las‖ dio‖ a‖ Lilia.‖ ―Consíguele‖ algo‖ de‖ ropa‖ y‖ habla‖ con‖ él‖ hasta‖ que‖ esté

―Él‖sabr{‖lo‖que‖tiene‖que‖hacer.

Foro Purple Rose

Página

―¿Y‖luego‖qué?

216

coherente. Aprenderá rápido.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Tú‖ sabes‖ al‖ respecto‖ ―supuso‖ Lilia―.‖ Se‖ suponía‖ que‖ tú‖ lo‖ llevarías‖ dentro‖ del mundo. ¿Por qué lo estás dejando conmigo? ―Porque‖no‖tengo‖otra‖opción.‖Tengo‖que‖presentarme‖en el trabajo. Lilia‖ comenzó‖ a‖ sonreír,‖ escuchando‖ lo‖ que‖ él‖ no‖ estaba‖ diciendo.‖ ―Porque‖ confías en mí. Adelante, admítelo, Montgomery. Él‖ le‖ dirigió‖ una‖ mirada‖ dura.‖ ―No‖ confío‖ en‖ ti‖ tanto‖ como‖ para‖ que‖ no‖ pudieras‖desconcertarme‖―dijo‖él,‖pero‖su‖sonrisa suavizó‖sus‖palabras―.‖Pero‖ creo que un mutante potencial puede confiar en que lo ayudarás a evadir los muchos ojos de la República. ―Gracias‖por‖eso. Montgomery se inclinó más cerca, con su aliento ventilándole las mejillas, y sus ojos oscuros intencionados.‖ ―Y,‖ Lil,‖ si‖ algo‖ le‖ sucede,‖ tendr{s‖ que‖ responder‖ ante mí. ―Promesas,‖promesas‖―bromeó‖ella. Montgomery le besó la oreja, dejándola anhelando más, mientras giraba y caminaba a zancadas dentro de las sombras de la bodega. Montgomery estaba completamente confiado en dejar al ángel al cuidado de Lilia. Incluso si no lo hubiera estado, las alas del voluntario se habían ido, así que no sería de ningún valor para el circo. Lo que era, por extraña coincidencia, donde Montgomery se estaba dirigiendo. Tenía la extraña sensación de que había cometido un error al seducir a Lilia, aun así, no podía lamentar lo que había hecho. El placer había sido consumidor, pero fugaz. Demasiado fugaz. Lo dejó más hambriento de lo que había estado en primer lugar. Se le había pasado algo por alto, pero aún no sabía qué. Montgomery tenía un trabajo que hacer antes de poder pensar más en Lilia. Llegó al circo de Nuevo Gotham, siguiendo las instrucciones de su supervisor, el primero del equipo NGPD. Era poco después del amanecer y el circo tenía la

eran como las apariencias podrían hacerle creer a un visitante. No todo era

Foro Purple Rose

Página

De hecho, el circo tenía mucho en común con la franja placer. No todo o todos

217

silenciosa mañana que conocía por la franja de placer.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

legítimo y por encima de la ley. Los engaños e ilusiones proliferaban más allá del alcance de los agentes de la ley. Sintió una repentina afinidad con Lilia, quien estaba tan en su casa en el circo, como lo estaba él en la franja de placer. Un mutante corpulento lo recibió en la puerta de entrada. El hombre tenía un tercer ojo en la frente, el mismo nódulo adicional igual al mutante que Lilia había encontrado muerto en la ciudad vieja. ―Prohibida‖ la‖ entrada‖ ―dijo‖ el‖ mutante,‖ cruzando‖ los‖ brazos‖ sobre‖ el‖ pecho.‖ ―Est{‖cerrado. Montgomery se sobresaltó. En la ciudad, un mutante nunca confrontaría a un normal. Los ojos de un mutante nunca estarían libres de la nube creada por sedantes y su conducta nunca hubiera sido menos que respetuosa. De hecho, era difícil considerar que este hombre fuera un mutante, dado su comportamiento. Montgomery entendió la razón por la cual Lilia era tan rápida al defender a los mutantes como si fueran humanos. ―Policía de Nuevo Gotham‖―dijo‖él,‖mostrando‖su‖placa‖de‖ identificación‖en‖ la‖palma.‖La‖expresión‖del‖mutante‖cambió‖de‖inmediato―.‖Nos‖llamaron. ―Por‖aquí‖―el‖mutante‖abrió‖camino‖a‖través‖de‖las‖tiendas. ―Pensé‖que‖ustedes‖ya‖sabrían‖al‖respecto‖―dijo‖Montgomery. El mutante se veía confundido. ―¿El‖tercer‖ojo‖no‖los‖hace‖psíquicos? El‖mutante‖se‖echó‖a‖reír.‖―Sólo‖si‖es‖real‖―empujó‖el‖nódulo‖de‖la‖piel―.‖Este‖ es‖un‖implante‖―su‖expresión‖cambió‖al‖darse‖cuenta‖de‖lo‖que‖había‖admitido.‖ ―Quiero‖ decir,‖ estuvo allí todo el tiempo, por supuesto, pero mis padres pagaron para que me lo aumentaran un poco. ―Claro‖―estuvo‖de‖acuerdo‖Montgomery‖f{cilmente. ―Siempre‖ he‖ tenido‖ el‖ poder‖ de‖ adivinar‖ el‖ futuro‖ ―continuó‖ nervioso‖ el‖ mutante, estirando las manos para demostrar que la red entre sus dedos se extendía‖a‖la‖longitud‖de‖todo‖un‖dígito―.‖Nací‖con‖un‖velo.‖Mi‖mam{‖dijo‖que‖

saliva y luego se quedó en silencio, dirigiéndole varias miradas ansiosas a Montgomery.

Foro Purple Rose

Página

mi‖ tercer‖ ojo‖ tenía‖ que‖ ser‖ m{s‖ llamativo.‖ Ella‖ arregló‖ todo‖ ―entonces, tragó

218

mis dedos significaban que era aclamado de todos modos, pero Stevia dijo que


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery había oído hablar de que los normales en circunstancias desventajosas agregaban quirúrgicamente un defecto o dos para conseguir trabajo por sí mismos en el circo, pero nunca había conocido a nadie que lo hubiera hecho. Era ilegal, y los médicos que realizaron la cirugía, lo hacían a escondidas. Tenía que haber un destino mejor que las tiendas de esclavos de la República. Los padres de este mutante habían pagado por la cirugía ilegal para asegurarse de que su hijo tuviera un futuro razonablemente seguro. Podía entender ese ímpetu y la lealtad que esos mutantes sentían hacia los dueños del circo que arreglaban los detalles. Se preguntó de nuevo acerca del niño perdido de Lilia. Se podía imaginar que ella habría luchado para darle a su hijo una vida mejor. Pero nunca había tenido la oportunidad. El mutante se detuvo ante una tienda pequeña, con rayas en tonos de azul, y se volvió para enfrentarse a Montgomery‖ con‖ cierto‖ nerviosismo.‖ ―¿Me‖ va‖ a‖ denunciar, Oficial? Montgomery‖ trabó‖ la‖ mirada‖ en‖ los‖ ojos‖ del‖ mutante‖ ―Soy‖ un‖ detective‖ de‖ homicidios. A menos que hayas asesinado a un normal, tus elecciones no me conciernen. ―Gracias‖―el‖ mutante‖estaba‖visiblemente‖aliviado―.‖Stevia‖est{‖aquí.‖Yo‖no‖ la‖maté,‖lo‖juro.‖La‖encontré‖cuando‖le‖traje‖café‖esta‖mañana‖―corrió‖la‖cortina‖ de la tienda y la distintiva ráfaga de cadáver fresco capturó las fosas nasales de Montgomery. ―No‖ vayas‖ lejos‖ ―aconsejó‖ al‖ mutante―.‖ Y‖ no le digas a nadie lo que viste. Necesitaré hablar contigo antes de marcharme y me gustaría ser el primero en escuchar‖tu‖historia‖―el‖mutante‖asintió.‖ ―Sí, señor. Montgomery golpeó la imagen del ladronzuelo en su mano y comenzó a Documentar la escena. Fue especialmente cuidadoso en sus observaciones,

Foro Purple Rose

Página

Porque nada en el circo era como parecía.

219

dado el contexto.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Incluso el propio circo se hacía pasar por una operación itinerante, a pesar de que el circo de Nuevo Gotham había estado en el mismo suelo durante décadas. Todavía estaba establecido en tiendas de campaña, como a punto de moverse en cualquier momento, a pesar de que los edificios permanentes habrían sido posibles y prácticos. Nada era como parecía. Miró por encima de su hombro, pensando en el mutante que lo había guiado hasta aquí. El mutante le debía a Stevia su vida de relativa libertad y Montgomery suponía que su lealtad sería mucho más profunda que la de un simple empleado. Supuso entonces, que el asesino no sería encontrado entre los muchachos del circo, que el circo funcionaba más como una familia que como un negocio. Este era el mundo de Lilia. Lilia tenía una relación libre y fácil con la verdad, pero lucharía hasta el final por una causa noble. Era incapaz de ejercer violencia hacia otra persona, según estimaba Montgomery, y Lilia consideraba que los mutantes eran personas. Ella había dicho que había tenido una deuda con Fitzgerald, y dado que se había casado con él, su obligación debió haber sido considerable. Él suponía que nadie podía graduarse como Darwinista Nuclear, y por extensión, tener acceso a bancos de datos de la Sociedad, sin pasar cuatro años de curso básico de Disección y Vivisección. Montgomery tenía una muy buena idea de cuál había sido la deuda de Lilia con Fitzgerald.

*****

El ex ángel miró a su alrededor con curiosidad después de la salida de Montgomery. Él estaba de pie más recto, como si el dolor estuviera desapareciendo de sus lesiones. Era bello, con el pelo de un rubio pálido, y tenía

de confianza que casi le rompió el corazón.

Foro Purple Rose

Página

bordes de la capa de Montgomery, luego sonrió a Lilia, con una dulce sonrisa

220

ojos azules. Era tan pálido como Montgomery, aunque no tan alto. Tocó los


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Estaba en el lugar equivocado para obtener la confianza de extraños. ―Soy‖Rafael‖―dijo,‖con‖voz‖entrecortada―.‖Tengo‖que‖tomar‖el‖tren‖a‖Nuevo Seattle, por favor. A Lilia le saltó el corazón ante la coincidencia de escuchar el nombre del lugar tan pronto después de que Montgomery hubiera hablado de su expediente, luego se dijo a sí misma que no hiciera tanto de tan poco. Micheline la había hecho pensar en el pasado, eso era todo. Y ella iba a tener que decirle a Stevia que Micheline se había ido con los ángeles. Ésa, no iba a ser una conversación divertida. Primero lo primero. Lilia‖le‖tendió‖la‖mano‖al‖ex‖{ngel.‖―Déjame‖ayudarte‖―dijo‖ella‖y‖Rafael‖puso‖ su mano en la suya. Él parecía tan confiado. Tan vulnerable. Lilia tenía que arreglar eso antes de enviarlo por su camino. Él dejó que lo llevara desde el depósito, imitando sus gestos. Se movía con creciente gracia a cada momento que pasaba, como si estuviera aprendiendo a la velocidad de un rayo. Era apenas el amanecer. Lilia decidió impulsar las dos motos y abandonarlas en la franja de placer. No quería dejar ninguna prueba de dónde habían estado, ó de donde había desaparecido Micheline, ó de dónde el protector Montgomery se reunió con los ángeles. Había memorizado el lugar lo suficientemente bien. Miró por encima del hombro para encontrar a Rafael observando el cielo. Siguió su mirada y vio que estaba cayendo una estrella. Cortaba a través del oscuro azul encima, y se sumergía hacia el horizonte en un último resplandor de gloria. Él estaba observando su curso. Tal vez no había visto ninguna antes. Cuando ella lo llamó, él no respondió.

le entendió.

Foro Purple Rose

Página

mirada permanecía trabada con la estrella‖fugaz.‖―Mía‖―susurró,‖pero‖ella‖no‖

221

Cuando regresó a su lado y le tocó el codo, él puso una mano sobre la suya. Su


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Nadie podía poseer estrellas fugaces. Recién cuando desapareció en el horizonte, Rafael se volvió hacia ella, sólo entonces, Lilia vio las lágrimas en sus mejillas. ―Nuevo Seattle‖―dijo,‖con‖voz‖llena de emoción. ―Sí‖ ―asintió‖ Lilia―.‖ Pero‖ primero‖ tengo‖ que‖ decirte‖ algunas‖ cosas‖ acerca‖ de‖ este lugar. Nuevo Gotham tenía una cosa en común con el mundo que Lilia conocía: la franja de placer era un lugar donde una mujer bien vestida podría llevar a un hombre, desnudo salvo por una capa, y nadie ni siquiera miraría dos veces. Rafael incluso estaba descalzo en las sucias calles de la ciudad en octubre, pero Lilia no fue cuestionada ni una vez. Al menos, no por extraños. Rafael era totalmente otro tema. Rápidamente, reveló una fascinación por elementos brillantes, y un talento para la adquisición que lo hubiera hecho un estupendo ladrón. De alguna manera Lilia dudaba que Montgomery hubiera aprobado tal opción como trayectoria profesional. Cuanto más protestaba ella, más astuto se volvía Rafael, como si estuvieran jugando. No había arte en él, todavía, y la suya era la alegría inocente de ganar un concurso. Para el momento en que habían caminado tres cuadras en la franja de placer, Lilia había devuelto el anillo de una prostituta (quien había cometido el error de acariciar el hombro de Rafael), tres relojes, y cuatro anillos de cristal tallado robados desde el muestrario de un vendedor ambulante, y la cadena de un elaborado badajo. Tenía que preguntarse si Montgomery la había engañado. Lo dudaba, a pesar de que imaginaba que él disfrutaría de ver por lo que Rafael la hacía pasar. Montgomery, incluso podría haberlo esperado, dado que sabía tanto acerca de los ángeles. Finalmente encontró una tienda de accesorios para hombres que tenía mercadería no tan brillante y empujó a Rafael dentro. La tienda estaba a tres

cerveza derramada y moho. Las paredes eran negras y había espejos montados

Foro Purple Rose

Página

la puerta. La oscura alfombra era de color indeterminado y olía ligeramente a

222

escalones hacia abajo desde la calle con un enrejado que podía ser cerrado sobre


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

entre los bastidores. Todas eran prendas enteras, bienes recuperados o revendidos. Un letrero en una de las paredes anunciaba que "La Ropa de Joel" se especializaba en vestir al caballero exigente y marcas de arma para mejorar la ropa. Un hombre delgado, con mejillas hundidas, presumiblemente el mismo Joel, salió de entre los bastidores de ropa. Era realmente un acto de magia que sorprendiera a los clientes, ya que estaba vestido en un traje fucsia con detalles negros y gemelos espejados. Rafael fue hacia los gemelos como un perro al hueso. La mirada de Joel recorrió a Rafael y sonrió ligeramente anticipando una buena venta.‖ ―Y‖ ¿cómo‖ podemos‖ servirles‖ hoy?‖ ―era‖ repugnantemente‖ zalamero y resbaladizo. Lilia no dudaba que él pudiera ser comprado, así que le dio una historia que no le importaba que él vendiera. ―Nuevo‖ juguete‖ sexual‖ ―ella‖ suspiró,‖ como‖ si‖ adquiriera‖ nuevos‖ todo‖ el‖ tiempo, y los encontrara un tanto molesto. Rafael hizo todo lo posible para apoyar la historia mientras se probaba anillos y pulseras, con dedos tan rápidos como un rayo. Lilia y Joel se los arrancaron de las manos y los devolvieron a la bandeja, con Joel contando en voz baja. ―Sólo‖ venía‖ con‖ la‖ capa‖ en‖ sus‖ espaldas,‖ ¿mmm?‖ ―Joel‖ retiró‖ la‖ capa,‖ supuestamente para adivinar la talla de Rafael. Lilia pensó que él estaba haciendo una evaluación más personal, incluso cuando pasó los dedos por el borde de la imitación a piel,‖con‖reconocimiento―.‖Muy‖lindo‖―dijo‖él‖y‖Lilia no‖estaba‖segura‖de‖si‖se‖refería‖a‖Rafael‖o‖a‖la‖capa―.‖Podría‖hacerle‖un‖canje‖ por esto. ―Voy‖a‖quedarme‖con‖ambos,‖gracias. El vendedor casi sonrió. ―Él‖necesita‖un‖traje‖decente,‖nada‖demasiado‖llamativo,‖nada‖demasiado‖caro‖ ―Lilia‖ vio‖ desaparecer‖ algo brillante bajo la capa de Montgomery y recuperó una pulsera de plata de los dedos de Rafael. La puso de nuevo en la bandeja

Foro Purple Rose

Página

―Preferiblemente‖nada‖con‖bolsillos.

223

con una sonrisa, una que Joel no compartió demasiado.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

*****

La víctima de asesinato en el circo era una Stevia Fergusson, de acuerdo con su PDA, y no había estado muerta mucho tiempo. Había sido abierta con un corte de la misma manera que Rachel y el mutante en Gotham, y no fue más fácil de mirar la tercera vez. Más importante aún, ella era una normal. Montgomery no tenía ninguna duda que el mismo asesino era el responsable, pero esta muerte era un homicidio. Las apuestas habían sido subidas. El mutante con el tercer ojo dijo que había encontrado a Stevia media hora antes de la llegada de Montgomery y había llamado inmediatamente a la policía. No tenía ni idea de quién podría tener tal aversión por su empleadora, y no había visto nada. La taza de café que había traído estaba apoyada fría sobre la mesa, su única interrupción de la escena. Dimitri le dio un vistazo a Montgomery y silbó, antes de hacer un comentario acerca de alejarse de los trabajos fuertes. Dimitri se veía como si hubiera sido arrastrado fuera de la cama por la llamada. El forense pronunció que el cuerpo no llevaba más de una hora muerto. Lilia no podía haber sido responsable, pero Montgomery no iba a facilitarle una coartada voluntariamente. En primer lugar tenía que averiguar quién era realmente responsable. Y de camino, descubriría porqué le estaban tendiendo una trampa a Lilia. Montgomery no fue más lejos antes que su palma llamara un imperativo. Amablemente accedió a un video de seguridad del circo, que mostraba que Lilia había entrado a esta misma tienda la tarde anterior, con la víctima y la chicamutante que Montgomery había visto ser llevada por los ángeles. Lilia no sólo había sido identificada por el sistema, sino que su nombre estaba en relieve y parpadeando.

ante‖ el‖ sonido‖ de‖ la‖ llamada‖ de‖ Montgomery―.‖ Nunca‖ dejes‖ un‖ trabajo‖ a‖ la‖ mitad, eso es lo que decimos en Nuevo Gotham.

Foro Purple Rose

Página

―¿Una‖ de‖ tus‖ decepcionantes‖ citas‖ en‖ la‖ franja‖ de‖ placer?‖ ―bromeó‖ Dimitri

224

Ella realmente tenía enemigos poderosos.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Los otros policías se rieron de esto. Montgomery‖sonrió.‖―No,‖es‖sólo‖la‖base‖de‖datos‖central,‖haciendo‖apoyo‖de‖ investigación. Dimitri‖alzó‖la‖vista.‖―¿De‖qué‖est{s‖hablando? Los otros policías y el forense miraron también a Montgomery. ―Est{‖ buscando‖ patrones‖ en‖ estas‖ muertes,‖ revisando‖ los‖ bancos‖ de‖ datos‖ centrales‖ por‖ conexiones‖ ―Montgomery‖ pudo‖ ver‖ por‖ las‖ expresiones‖ de‖ sus‖ compañeros‖oficiales,‖que‖no‖entendían‖lo‖que‖quería‖decir―.‖¿No‖vas‖a‖obtener‖ sus enlaces directos? Dimitri‖miró‖de‖lado‖a‖lado‖mientras‖se‖ponía‖de‖pie,‖luego‖bajó‖la‖voz.‖―¿Est{s‖ ejecutando software legítimo, Montgomery? ―Por‖supuesto‖que‖lo‖estoy. ―Pero‖el‖sistema no hace eso. ―Claro‖que‖sí.‖Recibí‖el‖primer‖mensaje‖ayer. Dimitri‖negó‖con‖la‖cabeza.‖―No.‖Había‖una‖versión‖beta‖de‖una‖actualización‖ que lo hacía, pero la sacaron hace un año. El primer autor material que determinó era inocente y la policía de Nuevo Houston perdió una demanda después de la ejecución. ¿No saliste de la pueblerina versión mejorada de Topeka? ―Bien,‖ claro‖ ―mintió‖ Montgomery―. Sólo asumí que ésta era nueva. Actualizaron y cotejaron mis servicios cuando vine aquí. Todo lo que tengo vino de Soporte Técnico. Dimitri estudió a Montgomery durante un momento, a continuación, maldijo en voz baja y volvió a su huella dactilar. Lanzó una mirada oscura a Montgomery. ―Entonces,‖es‖así‖como‖va‖a‖ser,‖¿verdad?‖Un‖par‖de‖meses‖fuera‖de‖la‖granja‖y‖ Montgomery es la nueva estrella. ―No‖sé‖de‖lo‖que‖est{s‖hablando‖―dijo‖Montgomery. Dimitri‖ resopló.‖ ―Claro.‖ No‖ nací‖ ayer.‖ Te‖ est{n‖ dando‖ los‖ mejores‖ juguetes‖

Foro Purple Rose

Página

Montgomery y el forense intercambiaron una mirada.

225

para que puedas ser una estrella. Sé cómo funciona.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No‖ sé‖ de‖ lo‖ que‖ est{s‖ hablando‖ ―empezó‖ diciendo,‖ pero‖ Dimitri‖ lo‖ interrumpió con amargura. ―Me‖importa‖una‖mierda‖si‖te‖contaron‖sobre‖el‖gran‖plan‖o‖no,‖Montgomery.‖ Aquí está el asunto: no sabes nada sobre Nuevo Gotham, a quién llamar y cómo funcionan las cosas, donde se hunden las cosas, y quiénes son los rutinarios. ―Pero‖yo< ―Tú‖ sigue‖ adelante.‖ Intenta‖ ser‖ una‖ estrella,‖ pero‖ te‖ digo‖ ahora‖ que‖ van‖ a‖ lamentar si no me promueven a mí en cambio. Dimitri volvió a su trabajo y los otros policías le dieron la espalda a Montgomery en una muestra de solidaridad. Obviamente, los datos que estaba recibiendo Montgomery no eran compartidos con todo el mundo. No creía que estuviera marcado para una promoción. Entonces, ¿qué estaba pasando? ¿Los mensajes provenían de NGPD? ¿De La República? ¿O de alguien fuera del sistema que había hackeado su camino dentro? ¿Estaba verificando el NGPD si él era quien ellos pensaba que era? Una cosa era segura: alguien quería que Montgomery decidiera que Lilia era una asesina, contra sus propias inclinaciones. Su PDA repicó de nuevo y Dimitri maldijo en voz baja. Montgomery no quería mirar, no delante de todos, pero lo hizo de todos modos. No le sorprendió que Lilia no hubiera sido detenida en la estación de tren por entrar en un área restringida.

Foro Purple Rose

Página

226

Le sorprendió que estuviera sola.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

XIV

Traducido por eli25 Corregido por Pimienta

L

ilia avisó a Raphael todo el camino hacia la estación de tren, y él, escuchó ávidamente. Hizo preguntas de gran sutileza y complejidad cuando caminaban. Ella sólo esperaba que recordara todo lo importante que él necesitaría saber. Algún instinto de auto conservación la frenó de decirle su nombre, y él nunca le preguntó. Ya se estaba moviendo con más confianza, y caminó para sujetar la puerta a una bonita mujer que descendía con un cochecito con ruedas delante de la estación de tren. La mujer le sonrió y Raphael la miró por detrás durante un momento, con deseo en su mirada. Lilia decidió dejarlo. Bajo sus instrucciones, Raphael, consultó el programa y se reservó un lugar en el siguiente tren usando su PDA. Lilia observó y notó que alguien había hecho algún trabajo previo en los datos del banco de la Republica. Era brillante y sin costuras. Raphael tenía una historia personal y, aunque espartano, algún fondo a su disposición. La información en su PDA pasaría un superficial examen y en los días, su informe acumularía más detalles. ¿Era esto lo que hacía Montgomery para los ángeles? ¿O eran los otros los que contactaban para el programa? No había nada que Lilia adorara más que una conspiración, y ella sentía que había encontrado la cima de una grande. Raphael no había existido hace tres horas, todavía su registro mostraba que él tenía treinta y cinco años y que había nacido en Paduca.

Foro Purple Rose

Página

La estación de tren era caótica, llena con cochecitos, bicicletas, montones de equipaje, porteros cargados con cartas, y niños corriendo. Los vendedores zigzagueaban a través de la multitud, vendiendo caramelos y descargas. Lilia oyó por casualidad que Max había salido en primera posición en la carrera presidencial, después de salir bien en un debate directo.

227

Alguien dentro de la Republica estaba alimentando la basura en los datos del banco. Eso hacía que Lilia quisiera quedarse de pie salvo que ello habría volado la tapadera del pirata informático.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Pero entonces, él siempre tuvo el talento de charlar. Lilia le había dicho que él podía vender tatuajes a los mutantes. Que no había demostrado ser tan divertido, en el tiempo. Ella abrazó el abrigo de Montgomery y guió a Raphael a través de la multitud de gente en la estación. Estaba cubierto de polvo, el aire lleno con el olor de los motores de vapor. Encontraron el tren de Raphael y la locomotora ya estaba corriendo. Raphael‖besó‖los‖dedos‖de‖Lilia.‖―Gracias‖por‖ayudarme. Lilia apartó su mano, incómoda con su exposición de afecto. Divertido como él era,‖tan‖brillante‖y‖guapo‖como‖Montgomery,‖pero‖no‖tenía‖su‖equilibrio.‖―No‖ hay problema. Es mejor que subas a bordo. Él‖cogió‖su‖mano‖en‖la‖suya‖otra‖vez‖y‖sonrió.‖―Quiz{s deberías venir conmigo a Nuevo Seattle. ―No.‖Que‖tengas‖un‖buen‖viaje,‖y,‖umm,‖buena‖suerte‖en‖tu‖destino. Raphael‖ se‖ inclinó‖ m{s‖ cerca‖ entonces‖ y‖ besó‖ a‖ Lilia‖ en‖ la‖ mejilla.‖ ―Le‖ diré‖ a‖ Delilah que estás bien, entonces. Lilia retrocedió abruptamente al sonido‖del‖nombre‖de‖su‖hija.‖―¿Delilah?‖¿De‖ qué estás hablando? Raphael sonrió y trotó hacia la cima de las escaleras. El tren dio un segundo silbido y comenzó a salir de la estación. ¿Qué sabía él de Delilah? La mano de Lila se levantó hacia el medallón de Gid, y sus dedos se cerraron en el vacío. El medallón no estaba. Él era brillante. Ella sabía quién lo tenía. ―¡Raphael!‖―Lilia‖corrió‖detr{s‖del‖acelerado‖tren‖cuando‖la‖ignoró.‖Ella‖saltó‖ al escalón bajo y se aferró a la reja, balanceando su peso encima del tren. Ella arremetió‖hacia‖la‖cima‖de‖los‖escalones‖y‖agarró‖la‖manga‖de‖Raphael.‖―Dame‖ el medallón. Por favor.

Raphael‖cerró‖su‖mano‖en‖él.‖―Un‖recuerdo‖para‖Delilah.

Foro Purple Rose

Página

―Sí,‖ eso‖ ―Lilia‖ lo‖ agarró‖ y‖ perdió―.‖ Sabía‖ que‖ no‖ deberías‖ haber‖ tenido‖ bolsillos.

228

―¿Esto?‖ ―la‖ cadena‖ oscilaba‖ en‖ los‖ dedos‖ de‖ Raphael,‖ el‖ medallón se balanceaba con el movimiento del tren. Ellos estaban de pie encima de los escalones del coche, el suelo era borroso detrás de Lilia cuando el tren ganó velocidad.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No‖ sé‖ de‖ quién estás hablando‖ ―dijo‖ Lilia‖ con‖ desesperación―.‖ Fue‖ un‖ regalo de mi marido muerto. Él‖ la‖ observó,‖ esa‖ aguda‖ inteligencia‖ en‖ sus‖ ojos.‖ ―Eso‖ significar{‖ m{s‖ para‖ Delilah entonces. ―¡No!‖No‖conozco‖a‖nadie‖llamado‖Delilah.‖Ese medallón es el único recuerdo que tengo de mi‖marido‖muerto‖―dijo‖Lilia,‖levantando‖la‖mano‖para alcanzar a‖Raphael―.‖D{melo,‖por‖favor. El tren cambió de vías abruptamente, haciéndoles perder el equilibrio. Raphael se tropezó y Lilia ayudó que él se cayera por las escaleras. Ella le agarró cuando se levantó por la barandilla. Sólo tuvo una pista de su intención en su mirada antes de que lanzara el medallón. Si ella no hubiera visto esa rápida expresión, ella hubiera pensado que él lo había tirado. Pero en su lugar, ella supo que él lo había lanzado a propósito. El medallón cayó a la grava del tren. Lilia saltó desde el tren en detrás del medallón. Se torció el tobillo cuando golpeó el suelo, pero cayó sobre sus pies. Raphael gritó, pero Lilia le ignoró. Ella buscó el brillo del barato cerrojo en la grava entre las vías. Su corazón estaba latiendo y sus manos estaban temblando. Delilah. ¿Qué podía saber él de ella? Tuvo tiempo de pensar en cuan diferente era Gid para darle una pieza sin valor de chatarra, cuan diferente era ella para arriesgar su vida por sentimentalismo, cuan diferente era que ella hubiera encontrado el medallón otra vez. Entonces lo vio. El medallón estaba roto por la caída. Entre las dos diminutas paredes que hacía la parte de atrás del cerrojo era un espacio hueco. En el cual sujetaba un chip de datos. El medallón era una pieza disponible de chatarra. Lo que ocultaba era de valor. Ella debería haber sabido que se destrozaría. Una vez más, Gid había corrido en círculos inteligentes a su alrededor.

Supo entonces que estaba en un área restringida sin permiso, el tipo de hecho que la República no apoyaba entre los ciudadanos.

Foro Purple Rose

Página

Eso no era la bienvenida prometedora que ella había visto.

229

Lilia miró hacia la estación y encontró que una pequeña multitud que se había reunido al final de la plataforma. El maestro de la estación estaba caminando como un bruto hacia ella, balanceando una palanca.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Bajo la apariencia de estirar sus faldas, Lilia metió el chip de datos en su bota de encaje ajustable. Lo presionó contra su tobillo, pero sabía que estaba allí. Se enderezó, levantando sus manos enguantadas cuando practicó su disculpa más bella. Ella sería recatada. Con suerte, eso sería suficiente para sacarla del problema. Sin suerte, ella sería capaz de añadir resistencia al arresto al cargo contra ella. Delilah. Lilia miró la rebelión en el calabozo de la estación de tren, lo cual no sorprendió a Montgomery. Sus ojos se ampliaron ligeramente cuando le vio, entonces ella mostró una apariencia de indiferencia otra vez. Montgomery la miró rápidamente, notando que tenía un moretón saliendo en su mejilla. Su falda estaba sucia en un lado, como si ella se hubiera caído, y sus mangas estaban rasgadas. Su barato medallón no estaba y ella tenía su abrigo sobre sus brazos. Después de esa breve mirada, ella golpeó su pie y consideró el techo, como si no le hubiera visto después de todo. Ese moratón desconcertó a Montgomery. Estaba furioso con Lilia por entrar en un área restringida y por resistirse al arresto, pero más furioso con el maestro de la estación por permitir que una mujer fuera herida. Tomó una profunda respiración y se forzó por estar sereno e indiferente. ―¿Puedo‖ayudarle?‖―preguntó‖el‖maestro‖de‖la‖estación,‖su‖tono‖indicaba‖que‖ él había preferido hacer algo más. Él era un hombre viejo y corpulento, sus ojos estrechados con sospecha hacía Montgomery quien dudó de que él fuera capaz de cualquier otra expresión. Montgomery hizo una muestra de consulta a su PDA cuando habló al maestro de‖la‖estación.‖―Comprendo‖que‖usted‖tiene‖a‖Lilia‖Desjardins‖en‖custodia. El maestro de la estación miró a Montgomery de arriba abajo, obviamente poco impresionado por el atuendo‖libre‖de‖impuestos‖de‖Montgomery.‖―¿Y‖que‖si‖lo‖ hago?

Foro Purple Rose

Página

―Est{‖allí‖―dijo‖el‖maestro‖de‖la‖estación,‖indicando a Lilia con un tirón de su pulgar. Lilia le volvió a mirar firmemente, impenitente por lo que ella había hecho.‖No‖por‖primera‖ vez,‖Montgomery‖quería‖sacudirla.‖―Si‖est{‖pensando‖ en tomarla bajo su custodia, debería saber que ella no es cooperativa. Yo y mis chicos, tuvimos que reducirla fuertemente una vez que ella entró en la zona no autorizada.

230

―NGPD‖ ―emitió la PDA de Montgomery‖ y‖ el‖ hombre‖ se‖ enderezó―.‖ Esa‖ ciudadana es buscada para interrogarla en relación a un homicidio aquí en Nuevo Gotham.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―O‖ simplemente podrías haberme pedido que le‖ acompañara‖ ―dijo‖ Lilia‖ cortante―.‖Estaba‖bajo‖la‖falsa‖ilusión‖de‖que‖los‖ciudadanos‖tienen‖derechos‖en‖ la República. ―No‖cuando‖rompe‖la‖ley‖―dijo‖bruscamente‖el‖maestro‖de‖la‖estación―.‖Las‖ vías del tren están restringidas para asegurar la seguridad de los ciudadanos ―¿Entonces‖por‖qué‖ no‖me‖siento‖muy‖segura?‖―contestó‖Lilia‖y‖ hostilmente‖ se levantó en el pequeño espacio. ―Quiz{s‖podríamos‖volver‖al‖asunto‖entre‖manos‖―interrumpió‖Montgomery. El‖maestro‖de‖la‖estación‖concedió‖a‖Lilia‖una‖fría‖mirada.‖―Debería‖tomar‖una‖ impresión‖de‖sus‖dientes‖y‖acusarla‖de‖asalto‖―le‖dijo‖a‖Montgomery,‖luego‖se‖ levantó su manga―.‖Mire‖esto‖―había‖una‖marca‖roja‖de‖mordisco‖justo‖sobre‖ su muñeca. ―Creo‖ que‖ entonces‖ tendremos‖ que‖ discutir‖ quien‖ asaltó‖ a‖ quien‖ primero‖ ―dijo‖Lilia―.‖Eso‖fue‖en‖defensa‖propia. ―Funciona‖realmente‖para‖ti,‖¿verdad?‖―se‖burló‖el‖maestro‖de‖la‖estación. Sus dos lacayos se rieron. ―Os‖costó‖a‖los‖tres‖―dijo‖Lilia―‖Contra‖una‖mujer‖pequeña. Uno de los lacayos tomó un paso hacia la celda pero Lilia ni siquiera parpadeó. Montgomery tragó una maldición y se alegraba que él hubiera llegado tan rápido como lo hizo. Él deseaba que ella no fuera tan a favor en hacerlo peor. Lilia miró al lacayo hasta que él evitó su mirada. Entonces ella giró esa mirada hacia‖ el‖ maestro‖ de‖ la‖ estación.‖ ―Creo‖ que‖ si‖ concordamos‖ los‖ moretones,‖ ustedes tendrían una acusación por asalto. O quizás por uso innecesario de la fuerza. Fui empujada desde el tren y las vías estaban donde caí. Podríais haberme tratado con cortesía. ―Estabas‖en‖el‖tren‖ sin‖billete‖―dijo‖bruscamente‖el‖maestro‖de‖ la‖estación―.‖ Añadiré eso a tu lista de cargos. ―Iba‖a‖comprar‖uno‖en‖el‖tren‖―replicó‖Lilia.

Foro Purple Rose

Página

―Eso‖ es‖ exactamente‖ lo‖ que‖ estoy‖ haciendo‖ aquí‖ ―dijo‖ Montgomery‖ gentilmente. Él completó los expedientes necesarios para la transferencia.

231

―Ella‖es‖un‖problema‖―dijo‖el‖maestro‖de‖la���estación‖a‖Montgomery―.‖Nunca‖ he conocido a una mujer con semejante boca. Quiere tomarla en custodia de la NGPD, es bienvenido.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Quizás, solo quizás, él había tenido la oportunidad de darle a Lilia un pequeño consejo. Lanzó una mirada en su camino, vio el conjunto de sus labios, y dudó en que la discusión fuera bien. Lilia dejó la estación con sus muñecas esposas juntas y atadas con una banda de seguridad que se cerraba alrededor de sus muñecas. Montgomery había encontrado difícil abofetearla, el olor de su piel y su proximidad distrayéndole del trabajo. Era demasiado fácil recordar como ella se sentía abrazada por él. Nunca le importó cuanto quería hacerlo otra vez. Aparentemente, sacar a Lilia Desjardins de su sistema no iba a ser tan simple. El hecho de que él realmente no quería liberarla del hechizo podría haber sido parte del problema. A él le gustaba la idea de que ellos estaban trabajando juntos. El abrigo de Montgomery estaba extendido sobre las esposas para esconderlas de la vista casual y él caminó al lado de Lilia con una mano en la pequeña espalda. Era todo demasiado fácil para suponer que la mujer necesitaba una escolta permanente, evitando su talento para meterse en problemas. Él estaba listo para ser voluntario. ―No‖ lo‖ digas‖ ―murmuró‖ Lilia‖ cuando‖ estuvieron‖ en‖ la‖ muchedumbre‖ de‖ la‖ gente de la estación. Montgomery‖ no‖ dijo‖ nada.‖ ―En‖ algunas‖ situaciones,‖ solo‖ deberías‖ callarte‖ ―refunfuñó‖ él,‖ oyendo‖ el‖ enfado‖ saliendo‖ en‖ sus‖ propias‖ palabras―.‖ Vas‖ a‖ tener un enorme moratón en tu cara. Ella‖le‖ lanzó‖ una‖mirada‖envenenada.‖―Un‖ pequeño‖precio‖que‖pagar.‖No‖fui‖ violada ni me dieron una paliza. ―Podría‖haber‖sido‖así. ―Una‖ mujer‖ tiene‖ que‖ devolver‖ el‖ golpe,‖ Montgomery.‖ Una‖ mujer‖ tiene‖ que‖ mostrar que ella tiene algún espíritu, que no sólo dará la espalda y dejará que todo lo prometedor tenga una fácil pasada. Ellos necesitan ser un poco precavidos, un poco sorprendidos. ―¿Incluso‖si‖les‖hace‖m{s‖mezquinos?

Lilia‖ le‖ sonrió,‖ confidente‖ otra‖ vez.‖ ―Fue‖ muy‖ cortés‖ que‖ me‖ rescatar{s,‖ no‖ estaba planeando quedarme mucho.

Foro Purple Rose

Página

Montgomery‖parpadeó.‖―¿Nunca‖tomaron‖tu‖arma?

232

―Sólo‖consiguieron‖un‖pinchazo‖cuando‖perdí‖―sus‖labios‖eran‖desafiantes―.‖ Y si luché con mis dientes y mis talones, entonces ellos nunca adivinarán los otros recursos que tengo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery‖no‖dudó‖que‖ella‖se‖hubiera‖ocupado‖ella‖misma.‖―¿Qué‖ocurrió‖ a‖ nuestro‖amigo?‖―ella‖ miró‖su‖pendiente‖y‖él‖ sacudió‖su‖ cabeza―.‖Aún‖est{‖ fuera, al menos hasta que vuelva al recinto. ―Él‖dijo‖que‖tenía‖que‖ ir‖a‖Nuevo Seattle. Justo como dijiste, él tenía un plan. Yo golpeé tus muestras para conseguir que se vistiera, mostrándole como reservar un billete de tren, y enviarle por su cuenta. ―¿Cómo‖acabaste‖en‖el‖calabozo? Lilia‖frunció‖el‖ceño.‖―Él‖quería‖un‖recuerdo‖de‖nuestro‖tiempo‖juntos que yo no‖quise‖ dar.‖Tampoco‖quise‖ ir‖a‖New‖Seattle‖―ella‖cerró‖su‖ boca‖de‖ repente,‖ como si hubiera algo más que ella debería haber dicho pero cambió de opinión. Ella se dirigieron hacia la calle, Lilia caminó diligentemente justo delante de Montgomery.‖ ―Tu‖ historia‖ sobre‖ mi‖ boletín‖ era‖ buena‖ ―dijo‖ ella‖ cuando‖ esquivaron los cochecitos y las bicicletas. ―No‖ era‖ una‖ mentira,‖ Lil‖ ―Montgomery‖ vio‖ su‖ sorpresa―.‖ El‖ homicidio‖ fue‖ de la propietaria del circo... Lilia giró para enfrentarle tan rápido que él casi tropezó con ella. Sus ojos estaban‖rodeados‖por‖la‖sorpresa.‖―¿Stevia‖no? ―Stevia‖ Fergusson‖ ―estuvo‖ de‖ acuerdo‖ él‖ y‖ ella‖ apartó‖ la‖ mirada‖ con‖ obvia‖ angustia―.‖Una‖norma‖y‖ una‖dejada‖exactamente‖de‖la‖misma‖manera‖que‖las‖ dos sombras. Esto es un homicidio. Lilia‖juró.‖―Lo‖único‖bueno‖es‖que‖ no‖le‖diré‖que‖Michael‖fue‖con‖los‖{ngeles‖ ―ella‖ le‖ miró,‖ con‖ sus‖ ojos‖ brillantes.‖ ―¿Crees‖ que‖ lo‖ saben?‖ ¿Crees‖ que‖ la‖ estaban protegiendo de lo que sea que atacó a Stevia? ―No‖lo‖sé‖―tuvo‖que‖admitir‖Montgomery,‖luego‖supo que tendría que mentir m{s―.‖ Se‖ pone‖ peor,‖ Lil.‖ El‖ sistema‖ est{‖ persistiendo‖ que‖ eres‖ sospechosa.‖ El‖ enlace caliente son los expedientes de seguridad que te ponen en la escena justo antes de los asesinatos. ―No‖sabía‖que‖hicieran‖eso. ―No‖lo‖hacen.‖¿Recuerdas que te dije que tenías poderosos enemigos? Lilia se mordió su labio cuando ella consideró eso. Ellos giraron como uno y comenzaron‖ a‖ caminar‖ otra‖ vez.‖ ―¿Quién‖ cortó‖ las‖ identificaciones‖ de‖ los‖ ángeles en el sistema?

Foro Purple Rose

Página

―Pero‖ sabemos‖ al‖ menos‖ que el sistema no es impenetrable. Hay maneras de modificar la información de la República. Podría haber un grupo de piratas informáticos de los independientes.

233

―No‖lo‖sé.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Yo‖había‖puesto‖mi‖reputación‖en‖los‖independientes. ―Yo‖también. ―¿Conoces‖a‖alguien‖con‖conexiones? Lilia‖se‖encogió‖de‖hombros.‖―Depende‖del‖precio,‖¿verdad? Montgomery podía ver que ella estaba pensando, incluso con cada paso que ellos tomaban más cerca al precinto. Él estaba listo para darle un poco más de tiempo para pensar sobre posibles conexiones. ―¿Sabes‖algo‖sobre‖un‖grupo‖llamado‖el‖Consejo‖de‖Tres?‖―preguntó‖él‖en‖un‖ impulso. No había intentado ni siquiera una búsqueda aún. Lilia‖lo‖miró‖sorprendida.‖―Se‖supone‖que‖son‖un‖grupo‖secreto‖que‖recorre‖la‖ Sociedad, pero nadie asegura que existan, excepto Doc. Mina. ―¿Doc. Mina? ―No‖preguntes.‖¿Qué‖tiene‖que‖ver‖el‖Consejo‖de‖Tres‖con‖algo? ―No‖lo‖sé.‖Esperaba‖que‖tú‖pudiera‖saber‖quiénes‖eran. Lilia‖rió.‖―¡Difícilmente!‖No‖por‖falta‖de‖especulaciones,‖creo‖―ella‖no‖parecía‖ pensar que ellos eran una amenaza para tomar en serio. Montgomery tendría que hacer alguna búsqueda por sí mismo. Él‖ bajó‖ su‖ voz.‖ ―Vamos‖ a‖ Main‖ Street‖ a‖ un‖ par‖ de‖ bloques,‖ Lil.‖ Siempre‖ est{‖ lleno allí. Lilia le inclinó una mirada, sus ojos bailaron con las travesuras que haría su corazón‖saltando.‖―Deberías‖estar‖preocupado‖por‖si‖me‖escapo‖de‖tu‖custodia‖ en semejante lugar. Montgomery‖sonrió.‖―Me‖preocupa‖que‖lo‖hagas. Su‖ sonrisa‖ destelló.‖ ―Realmente‖ sabes‖ cómo‖ hablar‖ dulcemente‖ a‖ una‖ mujer,‖ Montgomery‖―ella‖se‖inclinó‖m{s‖cerca de él, su brazo rozó contra el suyo, sus labios‖cerca‖de‖un‖modo‖tentador―.‖Voy‖a‖decirte‖un‖secreto,‖sólo por eso. Gid me dejó algo. ―¿Algo‖como‖qué?

Foro Purple Rose

Página

―¿PDA violada?‖ ―Montgomery‖ paró‖ en‖ esa‖ simple‖ palabra―.‖ ¿Dónde?‖ ¿Cuándo?

234

―Un‖chip‖de‖datos.‖Necesito‖leerlo,‖pero‖no‖hay‖ningún‖lugar‖donde‖pueda‖ser‖ rastreado. No quiero usar mi PDA, porque la violaron y podría haber un gusano instalado...


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―La‖ pasada‖ noche‖ ―Lilia‖ se‖ encogió‖ de‖ hombros,‖ no‖ muy‖ interesada‖ en‖ los‖ detalles. Montgomery no compartía su visión―.‖Alguien‖debería‖haberme‖dado‖ un Mickey Finn26, probablemente en el vestíbulo del bar, luego entró en mi dormitorio. Mi PDA dijo que fue vaciada a las 01:16:47. ―¿Vaciada? ―Él‖copió‖todo. ―Todo‖lo‖que‖estaba‖en‖tu‖PDA ―corrigió‖él‖y‖ellos‖intercambiaron‖una sonrisa conocedora‖antes‖de‖que‖Montgomery‖se‖despejara―.‖¿Él?‖¿Quién‖era?‖¿Podrías‖ decirlo? Su‖mirada‖fue‖asesina.‖―Tú‖no.‖M{s‖all{‖de‖eso,‖no‖estoy‖segura. Montgomery se preguntó como ella podía estar tan segura. ―No‖ es‖ como‖ si‖ estuviera‖ abrumada‖ por‖ mis amigos aquí en Nuevo Gotham ―añadió‖ella―.‖¿Puedes‖acceder‖a‖los‖vídeos‖de‖seguridad‖del‖hotel? ―Posiblemente‖ ―Montgomery‖ no‖ debería‖ haber‖ estado‖ sorprendido‖ por‖ encontrar que había sido alguien del NGPD, desde que el sistema estaba tan determinado a enmascarar a Lilia. ―Lo‖m{s‖importante‖es‖que‖he‖leído‖este‖chip‖de‖datos‖―dijo‖Lilia―.‖Necesito‖ saber lo que hay en él. Sé que hay lectores públicos que no se controlan en la frontera< Montgomery la interrumpió, sabiendo lo que quería y dándose cuenta de que había‖muy‖poco‖tiempo.‖―Vayan‖a‖las‖zonas‖bajas‖en‖la‖franja‖del‖placer‖luego‖ a la alta ciudad. En el Bosque Verde, hay un bar de bebidas para el compartir sexo en el primer nivel. ―¿Sus‖lectores‖públicos‖no‖se‖controlan? ―Todos‖est{n‖monitoreados‖aquí, Lil. Pero puedo conseguirlo alrededor. Ella‖ se‖ estremeció.‖ ―Hay‖ algo‖ en‖ un‖ hombre‖ con‖ las‖ herramientas‖ adecuadas‖ ―murmuró,‖luego‖le‖dio‖una‖sonrisa‖llena‖de‖promesas. ―Me‖ reuniré‖ allí‖ contigo‖ a‖ las‖ 15:00,‖ justo‖ antes‖ de‖ que‖ entre‖ el‖ cambio‖ ―él‖ frunció los labios―. Voy a tener un montón de formularios para llenar, si te escapas de mi custodia.

Mickey Finn: Es un argot para una bebida mezclada con un medicamento especialmente hidrato de

cloral.

Foro Purple Rose

Página

26

235

―Y‖ tu‖ pendiente‖ necesitan‖ mantenimiento‖ de‖ nuevo‖ ―le‖ recordó‖ Lilia‖ con‖ alegría.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Eso‖también.‖Son‖las‖10...espero no llegar tarde. ―Main‖ Street‖ cierra‖ r{pido‖ ―dijo‖ Lilia, haciendo sonar sus puños con anticipación―.‖ ¿Cómo‖ voy‖ a‖ sacar‖ esto,‖ Montgomery?‖ ¿Tienes‖ un‖ plan‖ para‖ eso? ―Sólo‖una‖clave. ―Trabaja‖para‖mí. Montgomery alcanzó debajo de la capa y abrió los puños con una mano. ―Puedes‖ cortar‖ la‖ banda‖ de‖ seguridad una vez‖ est{s‖ fuera‖ ―aconsejó―. Cortarlo es rápido porque tiene un dispositivo de búsqueda. ―¿Lo‖ hace?‖ ¿En‖ esa‖ pequeña‖ cosa?‖ ―Lilia‖ negó‖ con‖ la‖ cabeza―.‖ Se‖ ve‖ tan‖ inofensivo, pero la República piensa en todo. No había nada que Montgomery pudiera decir a eso. Caminaron juntos hasta Main Street, dejando a la multitud que disputaba. Estaba tan llena de gente que Montgomery se anticipó. Sostuvo las manos de Lilia como si estuvieran juntos y caminara junto a él con pasos cuidadosos. Ella podría haber sido una esposa respetable de clase media, con sus formas diferentes a Lilia, él sabía que era posible. Él‖le‖lanzó‖una‖mirada‖sesgada‖escéptico.‖―¿Qué‖pasa? Ella‖parpadeó.‖―¿Qué‖quieres‖decir,‖querido‖señor? Montgomery‖ miró‖ detr{s‖ de‖ ellos‖ y‖ a‖ ambos‖ lados.‖ ―¿Qué‖ pasó‖ con‖ la‖ verdadera Lil? Ella se echó a reír y su sonrisa fue traviesa.‖ ―Estoy‖ tratando‖ de‖ ser recatada. ¿Cómo lo estoy haciendo? ―Un‖poco‖demasiado‖bien‖―dijo―,‖pero‖no‖puede‖durar. Antes de que se las arreglara para decir más, Lilia demostró que su predicción era verdadera. Ella lanzó su abrigo a su cabeza y se agachó detrás de un carrito de ruedas que vendía bocadillos.

Foro Purple Rose

Página

Si hubiera estado de uniforme, la gente podría haberla detenido, asumiendo que era una delincuente de algún tipo. Pero la gente la vía correr a ella, luego lo vieron a él. Lilia optó por trabajar con eso, con su habitual maestría en la improvisación.

236

Montgomery se sumió en la oscuridad y se echó a reír a sí mismo antes de que se quitara el abrigo. Lilia se lanzó contra la multitud y cubrió una distancia rápidamente. Él gritó en consternación burlándose y la persiguió sin corazón real.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¡Es‖un‖b{rbaro!‖―gritó‖ella,‖señalando‖de‖nuevo‖a‖Montgomery‖y‖levantó‖la‖ otra mano hacia su corazón. Montgomery se dio cuenta de que se había deshecho‖de‖la‖banda‖de‖seguridad‖ya―.‖¡Sólo‖acabamos‖de‖ser‖presentados‖ y‖ trató de tocar mi mano! Ella había lanzado su guante para que la piel en el dorso de la mano estuviera desnuda. Ella miró la piel expuesta y se ruborizó, como si estuviera mortificada. Otra mujer le entregó un pañuelo para cubrir la carne. Los hombres rugieron de rabia por esta violación de los derechos de un miembro del sexo bello. Montgomery inmediatamente encontró un muro de ciudadanos furiosos enfrentándole, bloqueándole la búsqueda de Lilia. Él se habría reído si no hubiera sido su papel el de parecer ultrajado y acusado falsamente. Lilia, por su parte, se alejó al trote, rodeada de mujeres apoyándola. Él cometió un error y bramó hasta que hubo desaparecido por completo de su vista, a continuación, se las arregló para hablar su salida de la confrontación. Sólo cuando llegó a la comisaría se dio cuenta de que no había recordado a Lilia que no regresara al hotel. El que la estaba cazando la buscaría allí primero. Lilia se estaba muriendo de hambre. El hambre se ha ampliado a sus otras reacciones de la mañana. Estaba abrumada por la información, entristecida por la muerte de Stevia, escéptica por la demanda de Montgomery de que el sistema la estaba digitalizando como la villana. Por su propia admisión, el sistema no lo hizo. Recordó su expresión fugaz de fría furia cuando había llegado a la cárcel en la estación de tren y estaba segura de que él estaba contando una historia, una destinada para garantizar que se comportaría modestamente durante el resto del día. Como si eso fuera a suceder. Ella iba a comer, a investigar, a echar un vistazo a los contenidos de chip de datos, y a saltar los huesos de Montgomery de nuevo, ya sea antes o después de que saliera de la Sociedad todas las veces. No era seguro, pero nada era seguro. Había mucho en juego y Lilia creía que ella podía ser más astuta o superar a cualquiera que la estuviera buscando. Incluso la República.

Para alivio de Lilia, cuando volvió al hotel, el buffet del desayuno aún estaba puesto, sin recoger. La mayoría de personas se encontraban en las especiales

Foro Purple Rose

Página

Gid lo había asegurado y Gid había sido totalmente de confianza.

237

Ella no iba a preocuparse por Delilah. Delilah estaba a salvo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

sesiones de Doc. Mina, probablemente en extrema necesidad de estimulantes artificiales. Desde que ella había pagado ya por la comida con su cuota de inscripción, Lilia cruzó los restos del buffet. Estaría lo suficientemente segura en un área pública de este tipo, especialmente si mantenía los ojos abiertos. Había sido un buen banquete, para ese tipo de cosas, con algunos panes dulces, fruta, café y té, así como los habituales sucedáneos de desayuno y las píldoras de energía. Lilia tomó un par de daneses, que parecían sin extrudir razonablemente, y se comió uno justo en el buffet. Pensó en los tortellini de pollo y salivó. Ella miró a través de la habitación, ligeramente curiosa por saber quién más se había saltado sesión de Doc. Mina. Había tres Docenas de Darwinistas Nucleares en la sala, fingiendo que Lilia era invisible. Lo último que esperaba era que alguien la reconociera, pero el Dr. Malachy fue agitando su bastón, aparentemente hacia ella. Lilia miró a su espalda para estar segura, pero estaba sola en el buffet. Le devolvió el saludo provisionalmente, y agitó su bastón con mayor entusiasmo. El profesor de matemáticas del Instituto, el Dr. Malachy tenía una melena llena de pelo plateado y las cejas tan rebeldes que parecían tener vida propia. Él había caminado con un bastón en el momento que Lilia le había conocido. A pesar de que había sido abismal en la solución de las enrevesadas fórmulas matemáticas de sus cursos, todavía tenía pesadillas con los derivados, siempre le gustó. A ella le gustaba lo suficiente como para darle la oportunidad de cambiar su mente sobre la invitación a la conferencia paria a su mesa. Él podría, después de todo, tener una convulsión o pedir más sustitución de productos lácteos para su café. Todas‖las‖dudas‖se‖quitaron‖cuando‖le‖gritó.‖―¡Lilia‖Desjardins!‖¿Te‖has‖vuelto‖ ciega?‖―él‖golpeó‖con‖su‖bastón‖en‖una‖silla‖de‖al‖lado―.‖Ven‖aquí,‖querida,‖y‖ siéntese‖ conmigo.‖ Podía‖ usar‖ alguna‖ empresa‖ escandalosa‖ ―carraspeó‖ y‖ se‖ acomodó‖en‖su‖silla―.‖Un‖hombre de mi edad tiene que cortar el rumor donde pueda encontrarlo.

Él casi tenía ese derecho.

Foro Purple Rose

Página

Lilia sonrió, así como los demás en la sala empezaron a susurrar. El Dr. Malachy se giró a su desayuno, al parecer, teniendo en cuenta su llamada a ser tan irresistible que era sólo una cuestión de tiempo antes de que Lilia reclamara el asiento de su lado.

238

Muy bien.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Buenos‖días,‖Dr.‖Malachy‖―dijo‖Lilia,‖siendo‖tan‖amable‖como‖una‖colegiala‖ como podía ser. ―Por‖lo‖tanto,‖Gideon‖le‖enseñó‖buenos‖modales‖entonces,‖¿verdad?‖―Lilia‖se‖ sentó―.‖Qué‖bueno‖verte‖de‖nuevo. Sacudió‖una‖cuchara‖hacia‖ella.‖―¿Quiere‖decir‖que‖está sorprendida de que no esté muerto todavía? Bueno, querida mía, algunos días me sorprende también. Lilia se echó a reír y le guiñó un ojo. Luego‖se‖puso‖serio.‖―Terrible‖negocio‖sobre‖Gideon‖―dijo‖con‖brusquedad‖y‖ le‖dio‖un‖golpecito‖en‖la‖mano―.‖Fue‖una‖sorpresa, eso fue. ―Tanto‖para‖ti‖como‖para‖mí. Él‖negó‖con‖la‖cabeza.‖―Es‖una‖pena‖perder‖a‖un‖hombre‖con‖semejante‖talento. Nunca‖he‖encontrado‖una‖mente‖tan‖en‖sintonía‖con‖las‖matem{ticas‖―hizo‖una‖ pausa y miró a su alrededor, como esperando una corrección. Cuando no llegó, lo‖hizo‖él‖mismo―.‖Salvo‖el‖mío,‖por‖supuesto. ―Por‖ supuesto‖ ―admitió‖ Lilia,‖ d{ndose‖ cuenta‖ de‖ que‖ había‖ perdido‖ su‖ línea―.‖¿No‖era‖asesor‖de‖Gid‖en‖el‖Instituto? El‖ Dr.‖ Malachy‖ asintió‖ con‖ satisfacción.‖ ―Ese‖ era‖ yo.‖ ¿Sabe‖ que‖ le‖ acusé de plagio‖cuando‖me‖entregó‖su‖primer‖informe‖de‖laboratorio?‖―él‖se‖echó‖a‖reír‖ y‖ sacudió‖ la‖ cabeza―.‖ No‖ podía‖ imaginar‖ que‖ un‖ estudiante‖ de‖ segundo‖ año‖ pudiera hacer una prueba tan complicada. ―Gid‖nunca‖engañó. ―No,‖nunca‖lo‖hizo.‖Honesto‖como‖llegaron,‖ese‖chico‖―Dr.‖Malachy‖suspiró‖y‖ agitó su café. Lilia no creía que fuera la bebida lo que le preocupaba. Si quería hablar de Gid, lo menos que podía hacer era darle un lugar para empezar. ―Dr.‖Malachy,‖¿sabe‖en‖que‖estaba‖trabajando Gid? Él soltó un bufido.‖―No‖sería‖mucho‖m{s‖que‖un‖asesor,‖si‖no‖lo‖hacía. ―Pensé‖que‖se‖había‖retirado‖―Lilia‖tenía‖una‖mirada‖aguda‖para‖eso. ―Pensó‖que‖estaba‖muerto.‖Ya‖hemos‖hablado‖de‖eso. ―No,‖pero...

Foro Purple Rose

Página

―Probablemente‖va‖a‖sobrevivir‖a‖todos‖nosotros.

239

―Siempre‖juré,‖Lilia,‖que‖me‖iba‖a‖morir‖en‖mi‖laboratorio,‖trabajando hasta el final‖―le‖dio‖otra‖de‖esas‖miradas‖juguetonas―.‖No‖lo‖hice,‖sin‖embargo,‖creo‖ que tomaría mucho tiempo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Aterradora‖perspectiva,‖esa‖―tomó‖un‖sorbo‖de‖su‖copa,‖obviamente,‖menos‖ preocupado por esa posibilidad de lo que él decía ser. ―Pero‖¿en‖qué‖estaba‖trabajando‖Gid? El‖ Dr.‖ Malachy‖ hizo‖ un‖ gesto‖ con‖ la‖ mano.‖ ―Oh,‖ m{s‖ probabilidades‖ matemáticas. No voy a aburrirla con los detalles, me acuerdo de que las matemáticas no eran su punto fuerte, Lilia. ―No,‖ no‖ lo‖ eran.‖ Afortunadamente,‖ me‖ encontré‖ con‖ Gid‖ antes‖ de‖ suspender‖ por completo. Era un buen tutor. ―Bueno,‖sí.‖Estaba‖motivado...‖―el‖Dr.‖Malachy‖carraspeó―‖...ya‖que‖sólo‖ un‖ joven estaba preparado para cortar los afectos de una dama. Ya sabe, Lilia, si no hubiera sido mi estudiante antes de conocer a Gideon, podría haber pensado que fingía ser peor en matemáticas de lo que era, simplemente porque estaban motivados de manera similar. Lilia‖ se‖ echó‖ a‖ reír.‖ ―No‖ tenía‖ que‖ fingir.‖ Todavía‖ tengo‖ pesadillas con el cálculo del área dentro de una elipse. ―Y‖ esto‖ de‖ un‖ Darwinista‖ Nuclear.‖ Increíble.‖ ¿Cómo‖ se‖ calcula‖ una‖ vida‖ media? ―Le‖pedí a Gid que lo hiciera por mí. ―Bueno,‖ eso‖ no‖ va‖ a‖ funcionar‖ ya,‖ ¿verdad?‖ ―se‖ aclaró‖ la‖ garganta,‖ y‖ luego‖ hizo una broma para‖aliviar‖el‖momento―.‖A‖menos‖que‖tenga‖habilidades‖m{s‖ allá de la mayoría de mis estudiantes. ¿Ha tenido un tercer ojo removido? Lilia‖ habló‖ a‖ la‖ ligera,‖ su‖ tono‖ despectivo‖ a‖ pesar‖ del‖ salto‖ de‖ su‖ pulso.‖ ―Eso‖ me haría mutante, ¿no? Se rieron juntos cortésmente, y luego negó con la cuchara hacia ella otra vez. ―Las‖ probabilidades‖ estaban‖ en‖ contra‖ de‖ usted‖ a‖ que‖ era‖ tan‖ incompetente‖ como era, dado que había sido aceptada en el Instituto. No cabe duda de que Gideon tomó aliento de sus dificultades. Lilia nunca había considerado que Gid pudiera haber pensado que había estado exagerando‖su‖incompetencia.‖―Tal‖vez‖lo‖hizo.

Foro Purple Rose

Página

―Las‖personas‖casadas‖no‖tienen‖que‖ponerse‖de‖acuerdo‖en‖todo,‖Dr.‖Malachy.‖ De hecho, es probablemente más interesante estar en desacuerdo en algunos...

240

Se sentaron en silencio durante un momento, entonces el Dr. Malachy se aclaró la‖garganta.‖―Me‖preguntaba,‖sabe,‖si‖ los‖dos‖ fueron felices. Tienes opiniones muy apasionadas acerca de la Sociedad, Lilia, dudo que Gideon las compartiera.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Él la‖ interrumpió‖ con‖ un‖ movimiento‖ de‖ un‖ pesado‖ dedo.‖ ―Siempre‖ me‖ pregunté incluso por qué se convirtió en una Darwinista Nuclear. Lilia no dijo nada. Algo en su mirada constante hizo imposible convocar a una mentira, incluso para el más mentiroso en la Frontera. ―Si‖la‖memoria‖no‖me‖falla‖―dijo―,‖y‖puede‖ser‖bastante‖aviso‖que‖la‖mía‖por‖ lo general lo hace, llegó al Instituto con su sesgo en contra de la Sociedad plenamente formado. Más bien un curso extraño de estudio de una forma tan vehemente contra las prácticas de la Sociedad, ¿no te parece? ―¿Podría‖creer‖que‖me‖inscribí‖para‖molestar‖a‖mi‖madre? El‖ Dr.‖ Malachy‖ se‖ echó‖ a‖ reír.‖ ―Sí,‖ lo‖ creo.‖ Pero‖ el‖ tiempo‖ ha‖ fracasado‖ claramente para mitigar sus opiniones. Hubiera pensado que Gideon cambiaría su forma de pensar. ―Tal‖vez‖he‖visto‖demasiado. ―Tal‖vez‖no‖ha‖visto‖lo‖suficiente.‖Nada‖es‖blanco‖y‖negro,‖Lilia,‖y‖no‖es‖nunca‖ totalmente bueno o totalmente malo. La vida sería mucho más simple si ese fuera el caso. Todos podríamos tomar las decisiones correctas si las cosas se pusieran tan claramente para nosotros, que realmente cambiaría el mundo. En su lugar tenemos que elegir el mal menor. Él se acercó más y Lilia olió el humo de su pipa aferrándose a su chaqueta. Fue un tranquilizador olor y lo hacía parecer aún‖ m{s‖ paternal.‖ ―Hay‖ que‖ equilibrar‖ su‖ punto‖ de‖ vista,‖ Lilia‖ ―dijo‖ suavemente―,‖ hay‖ que‖ reconocer‖ el‖ bien que se lleva a cabo por la Sociedad, la atención a los matices, el alivio emocional y financiero a los padres de compartir que puede confiarles a otras manos. Un niño con discapacidad es una carga terrible en una familia. Lilia‖ apretó‖ los‖ dientes‖ con‖ la‖ familiaridad‖ de‖ este‖ argumento.‖ ―Ellos‖ deben‖ tener la opción. ―¿Y‖ quién‖ podría‖ elegir‖ sin‖ pasión?‖ ―preguntó―.‖ ¿Quién‖ podría‖ percibir‖ el‖ mayor bien a través de la bruma de la obligación? Lilia permaneció en silencio, sabiendo lo precioso que hubiera sido haber tenido la oportunidad de elegir a su propio hijo. ―¿Qué‖pasa‖con‖los‖medicamentos‖desarrollados‖por‖la‖sociedad?‖―discutió‖el‖ Dr.‖ Malachy―.‖ Nuestras drogas alivian el dolor y el sufrimiento en toda la República en general. Nunca podría ser patentada sin nuestra investigación.

Al igual que Delilah. Lilia se tragó la memoria que no deseaba revisar.

Foro Purple Rose

Página

241

Se hizo sombras.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿Qué‖pasa‖con‖la‖investigación,‖como la de Gideon, que con mayor precisión cuantifica el riesgo de radiación expuesta? ¿Le dijiste que su trabajo era para una mala causa? ―No,‖por‖supuesto‖que‖no. ―¿Creía‖ que‖ desaprobabas‖ su‖ trabajo?‖ ¿Has‖ ampliado‖ tu‖ disgusto‖ de‖ la‖ Sociedad para incluir a tu marido? Lilia se sorprendió por esa sugerencia, pero el Dr. Malachy había dado evidentemente‖algún‖pensamiento.‖―¡No! Él‖la‖miró‖por‖encima‖ del‖borde‖ de‖su‖taza,‖su‖mirada‖sagaz.‖―¿Cómo‖podría‖ su alianza con La sociedad y tu determinación a estar en contra de todo lo relacionado con la Sociedad no haber sido un problema en vuestro matrimonio? ―Esa‖ es‖ una‖ pregunta‖ muy‖ personal, ―Lilia‖ hizo‖ adem{n‖ de‖ dejar‖ la‖ mesa,‖ pero el Dr. Malachy puso una mano en su muñeca. ―Yo‖ quería‖ mucho‖ a‖ Gideon.‖ Trabajó‖ muchas‖ horas desde su descubrimiento de los polémicos mutantes, tantas horas y tan lejos de la frontera que es difícil para mí imaginar que pasaran mucho tiempo juntos antes de su muerte. Lilia no respondió. Si Gid no había confiado en el Dr. Malachy sobre su separación, entonces no iba a contar cuentos. ―Mi‖preocupación,‖Lilia,‖es‖para‖Gideon‖y‖su‖estado‖de‖{nimo‖en‖el‖momento‖ de su muerte. ―¿Qué‖quiere‖decir? ―No‖ me‖ gustaría‖ pensar‖ que‖ ese‖ buen‖ hombre‖ se‖ creía‖ indigno‖ de‖ los‖ afectos‖ de‖ su‖ esposa‖ ―le‖ dio‖ a‖ Lilia‖ una‖ mirada‖ tan‖ dura‖ que‖ se‖ dio‖ cuenta‖ de‖ su implicación. Pero ahora, gracias a la masacre despiadada de cada persona con la que contactaba,‖ Lilia‖ supo‖ que‖ no‖ era‖ cierto.‖ Habló‖ con‖ confianza.‖ ―Gid‖ no‖ se‖ suicidó. El‖ Dr.‖ Malachy‖ enarcó‖ una‖ ceja.‖ ―¿Qué‖ probabilidades‖ crees‖ que‖ habría‖ para‖ un experto en cálculo de exposición a la radiación para que cometiera un error tan fatal en la evaluación de su propia circunstancia?

Foro Purple Rose

Página

―Al‖igual‖que‖yo‖―el‖Dr.‖Malachy‖estaba‖consternado,‖su‖mirada‖implacable.‖ Había descartado la causa oficial de su muerte por la misma razón que Lilia, pero‖ obtuvo‖ una‖ solución‖ diferente―.‖ ¿Qué‖ probabilidades‖ cree‖ que‖ harían‖ fallar a Gid a su vez en su investigación?

242

―Creo‖que‖fue‖bastante‖bajo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia‖parpadeó.‖―Pensé‖que‖sabía‖en‖lo‖que‖Gid‖estaba‖trabajando. ―Él‖no‖se‖presentó‖con‖sus‖resultados. Se diferenciaba de la mayoría, tal vez un signo‖de‖la‖devastación‖emocional‖―el‖Dr.‖Malachy‖se‖inclinó‖hacia‖adelante,‖su‖ intención‖ se‖ expresó―.‖ Recuerdo el tatuaje. Tenía la Melusina, por supuesto, pero no tenía cara hasta que te conoció. Lilia sintió que el color se apartaba de su cara. No había imaginado que nadie supiera lo del tatuaje de Gid. El Dr. Malachy probablemente podría darse cuenta de que Gid había estado celebrando una conquista sexual, pero no por eso Lilia había elegido rendirse. No, a menos que Gid le hubiera dicho a su asesor de confianza la verdad.

Foro Purple Rose

Página

243

Delilah.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

XV

Traducido por kuami Corregido por masi

E

l Dr. Malachy empujó hacia atrás su silla. ―No‖ pienso‖ hacerte‖ sentir incómoda, Lilia. Siempre sentí afinidad con Gideon.

―Sé‖que‖él‖sentía‖mucha afinidad con usted, Dr. Malachy. El profesor gruñó y frunció el entrecejo mirando su taza durante un largo rato. Lilia se levantó para excusarse, y entonces él habló. ―Parece‖creíble‖que Gideon y yo pudiéramos haber compartido una desilusión amorosa similar. Eso es caprichoso, claro, pero soy bastante mayor para tener la licencia de ser en algunas ocasiones caprichoso. ―¿Usted‖no‖estaba‖de‖acuerdo‖con‖su esposa? ―Nunca tuve la oportunidad. La dama en cuestión y yo discutimos antes del matrimonio. Ella me hizo partícipe de su escepticismo por los méritos de la Sociedad y discutimos sobre ello. De hecho, ella rompió nuestro compromiso como consecuencia de esa discusión. ―Lo siento. ―Lilia‖se‖sentó de nuevo―.‖¿Qué pasó con ella? ―No lo sé, no, con toda seguridad. ―Sus próximas palabras fueron proferidas tan suavemente que Lilia tuvo que inclinarse más cerca, para oírlo―.‖Ella se fue a Gotham, para visitar a su hermana. De eso hace treinta años. Lilia se enderezó. ―¿Y‖entonces? ―Entonces<‖ ―Su mirada se desvió de su taza de café al cuarto casi vacío―.‖ Siempre me he preguntado si podríamos haber llegado a un arreglo, si hubiéramos hablado una última vez, si yo no hubiera sido tan orgulloso. ―Suspiró―. Me habría gustado que la historia de Gideon hubiera tenido un final diferente.

―Dr. Malachy, ¿en qué estaba trabajando Gid?

Foro Purple Rose

Página

―Yo también. ―Él le acarició la mano―. Así como yo, siempre sentiré pena por haber perdido a Gideon. Las mentes verdaderamente brillantes no aparecen muy a menudo. ―Él‖recogió‖su‖bastón‖como‖si‖se disculpara.

244

―Lo‖siento,‖Dr.‖Malachy.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No es tan interesante para el profano. Lilia se negó a ser insultada. ―Es interesante para mí. Además, ¿cómo puedo saber si me encuentro con los resultados de su investigación, si no sé lo que estoy buscando? La mirada de Dr. Malachy se iluminó. ―Él estaba calculando los patrones del efecto de la radiación con el tiempo, en la población, y haciendo las extrapolaciones a partir de esos cálculos. Es el tipo de trabajo sosegado que sólo unas pocas personas consideran, pero es lo suficientemente difícil que pueda obtener recompensa. Me hubiera gustado haber visto sus resultados. ―¿Usted sabe por qué él estaba en el casco viejo? ―Tal‖ vez‖ sólo‖ quería‖ verlo. La destrucción de Gotham es impresionante y no me sorprendería encontrar a cualquier Darwinista Nuclear lo suficientemente curioso, como para planear una expedición de turismo. Su mirada se posó sobre la brillante placa de radiación de Lilia. Un mes ocupado en el circo ―dijo ella rápidamente―.‖He‖tenido que invertir el doble de tiempo para venir a la conferencia. Dr. Malachy asintió con la cabeza, con una expresión suave, y Lilia se dio cuenta de que él había oído probablemente muchas excusas como esa durante su vida Se puso de pie y aseguró ambas manos en su bastón. ―Tuve la sensación de que Gideon estaba en la cúspide de un gran descubrimiento, pero era simplemente una sensación. Él nunca dijo nada, aunque yo no hubiera esperado otra cosa. Le gustaba esperar a completar sus informes. Eso era por lo qué yo había esperado que él te hubiera enviado algo. Lilia agitó su cabeza. ―Nada. ―Ah, bien, entonces, nunca lo sabremos. ―L{stima‖que‖su‖PDA‖fuera‖borrada‖―dijo Lilia. El Dr. Malachy no estaba sorprendido. ―Los Investigadores pueden ser muy soberbios con sus atribuciones y por eso tener un programa, en muchas de sus PDA, que borra su‖contenido‖al‖cesar‖el‖pulso.‖―Él‖dio‖golpecitos‖al‖hombro‖de‖ Lilia―.‖ Lo‖ importante‖ es‖ que no seas imprudente ante la ausencia de Gideon. Es fácil, olvidarse del valor de nuestras propias vidas cuando estamos de duelo.

Foro Purple Rose

Página

Él apartó su mirada. ―No. Y no seré quien diga que será fácil, Lilia, o que el dolor de pérdida desaparece. ―La‖miró fijamente, con los ojos brillantes, y su voz se volvió ronca―. Nunca he mentido a mis estudiantes y no tengo la

245

―¿Hubo‖alguna‖vez‖una‖Señora‖Malachy?‖


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

intención de empezar ahora. Sólo puedo esperar que la confianza se reembolse del mismo modo. Con una última mirada dura, Dr. Malachy se alejó, apoyándose más en su bastón. Él parecía más viejo y más pequeño cuando atravesaba el piso, y Lilia suspiró, él se había tomado la muerte de Gid muy duramente. ¿Sabía que ella le había mentido? Ella sintió la presión del procesador de datos en contra de su tobillo y se preguntó si debería haber dicho al Dr. Malachy algo al respecto. Pero ella no sabía lo que estaba en el procesador de datos ni siquiera. Lo bueno era que ella conocía a Montgomery y sabía lo que tenía que ofrecer antes de que lo entregara a la Sociedad. Si Gid había optado por no hacerlo él, era muy probable que hubiera una buena razón para su elección. La PDA de Montgomery había recibido dos alarmas más referentes a que Lilia era la presunta asesina de Stevia y el mutante. Era como si alguien, en algún lugar, se estuviera impacientando con él. Él se quedó en el vestuario del recinto para volver a leerlos. ¿Había un equipo auxiliar para pasar a la acción si él no arrestaba a Lilia? Él saltó cuando Tupperman habló detrás de él. ―Montgomery, he estado buscándolo. ― El anciano parecía demacrado, debía de haber acabado su servicio. ―Sí, señor. Tupperman se detuvo al lado de Montgomery, deslizando la cremallera de su pseudo-piel, mientras permanecía de pie frente a los armarios. Lanzó un suspiro y frunció el ceño. ―Una‖larga‖noche. ―Sí, señor. ―Nunca me acostumbro a los malos. Yo supongo que ésa es una cosa buena. ―Yo creo que sí, señor. Una señal de que todos nosotros somos humanos. Tupperman le dirigió una mirada penetrante. Tragó saliva, y luego habló en voz baja. ―Yo quiero a este asesino. ―Todos lo queremos, señor.

―No quiero perder a un hombre, Montgomery, especialmente a usted. ―¿Señor, que puede decirme sobre estas alertas que estoy recibiendo?

Foro Purple Rose

Página

― No entiendo lo que quiere decir, señor.

246

―No.‖Quiero‖a‖este‖asesino‖y‖lo quiero hoy. No obstante, no quiero arriesgarme a perder la oportunidad de cerrar el caso.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Tupperman parecía estar escogiendo sus palabras. ―No. Nada específicamente. El sistema a veces trabaja de manera misteriosa. ―Él atravesó a Montgomery con una mirada―.‖ El sistema trabaja para el beneficio del colectivo, no del individuo. Montgomery comprendió que le estaba advirtiendo. ―Sí, señor. Tupperman exhaló un suspiro. ―Lo que usted podría no saber, Montgomery, es que tenemos algo en común. Yo también vine de Topeka. Fue sólo una temporada, pero tengo buenos recuerdos de mi estancia allí. ¿Tupperman quería decir la Topeka de la Tierra, o implicaba que él compartía los orígenes celestiales de Montgomery? ―Y‖ ahora‖ las‖ malas‖ noticias ―dijo Tupperman con el ceño fruncido―,‖ sé lo brillante que las luces de la ciudad puede parecer para un joven recién llegado de Topeka, porque yo también lo he sido. De todos modos, no quiero perder a un hombre más, por un mal funcionamiento del equipo. ―Yo no tengo la intención de extraviarme, Señor. ―Nadie lo hace. El hecho es, Montgomery, que entras en las zonas de alto riesgo durante su tiempo personal y eso es peligroso. Nunca he visto tal disfunción en un monitor de oído, por ejemplo. El personal de limpieza nunca rompió la conexión de un transmisor, no, hasta ayer por la noche. Y ahora esta mañana, tu montante está frito, también. ―Mi‖mala‖suerte,‖creo,‖Señor. ―Quizás. ―Tupperman se desabrochó las botas y se enderezó para mirar a Montgomery a los ojos―.‖ Quizás no. Sus visitas a la franja del placer se han notado. El Soporte Técnico considera que los monitores de oído pueden ser más susceptibles a la exposición de la radiación, de lo que se creía anteriormente. ―Voy a mi revisión de radiación mensualmente, señor. ― Por supuesto que sí, y está dentro de la tolerancia. Confía en mí, utilice ese argumento. ―Suspiró―. Pero el asunto ha pasado por encima de mí. ―¿Señor?

Foro Purple Rose

Página

El corazón de Montgomery se detuvo en seco. Ellos encontrarían sus cicatrices. ―Tuve uno en Topeka, sólo hace tres meses, señor. Sólo es necesario un examen físico al año, según el protocolo 786B.

247

Tupperman sostuvo la mirada de Montgomery y habló en voz baja. ―Usted será requerido para presentarse a un examen físico completo, mañana a las 11:00.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Mis‖ superiores‖ no‖ dan‖ una‖ mierda‖ por‖ el 786B. Ellos quieren a su monitor arreglado y lo quieren arreglado ya. Sé que estás ocupado en este momento e hice todo lo posible para‖ posponerlo.‖ ―Tupperman‖ negó‖ con‖ la‖ cabeza―.‖ Mañana será más tiempo de lo que ellos esperarían. Esté allí. ―Sí,‖Señor. Tupperman desprendió el hombro izquierdo de su pseudo-piel con una mueca de dolor. Él miró a Montgomery tan fijamente que Montgomery se preguntó lo que el anciano estaba tratando de decirle. Tupperman llevaba una camiseta debajo de su pseudo-piel, exactamente de la misma manera en que Montgomery lo hacía. ¿Lo hacía por la misma razón? Sus miradas se encontraron. ―Maldita sea el pseudo-piel ―murmuró Tupperman mientras rodaba su hombro derecho. El apretado pseudo-piel‖ no‖se‖movió―.‖Desde que recibí ese disparo en el hombro, estoy atrapado. ¿Me echas una mano? ―Claro,‖Señor. ―Montgomery no se dejó engañar. Tupperman entraba y salía de su pseudo-piel diariamente y Montgomery no podría creer que no lo hiciera solo―.‖Quizá debería tomar alguna terapia para aflojar la articulación, Señor. ―Quizás. Montgomery liberó el apretado pseudo-piel del hombro derecho de Tupperman. Él simplemente podría discernir la arruga de una vieja cicatriz en el omóplato derecho del anciano. Había otra cicatriz en el hombro izquierdo, exactamente igual a la primera. ―¿Recibió un golpe, señor? ―Directamente a través de la espalda con una escopeta, justo antes de ser transferido. Mi espalda estaba tan llena de disparos que tuvieron que cortarme para sacarlos todos. ―Él asintió‖ con‖ la‖ cabeza‖ bruscamente―. No echo de menos a los ganaderos de Kansas, eso te lo aseguro. Ellos eran de la misma Topeka. Pero Montgomery no tenía una historia tapadera en su archivo.

Foro Purple Rose

Página

―No, señor, ―dijo Montgomery, con sus pensamientos agitándose. Él tenía un aliado en la NGPD, uno más de lo que había esperado.

248

―Quiero a este asesino, Montgomery, ―Tupperman dijo con calma. Rápidamente se quitó la pseudo-piel y arrastró la camisa sobre los hombros. ―No‖me‖decepcione.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Pero entonces, si iba a su examen físico al día siguiente y fracasaba y perdía su trabajo, la alianza sería irrelevante. ¿O lo era? Él no tuvo ninguna oportunidad para volver a preguntarle a Tupperman porque Dimitri entró en el vestuario.

Lilia miró el programa y, contrariamente, decidió asistir al almuerzo de apertura. No importaba la inevitable imitación de carne como plato principal, con sólo escuchar las solicitudes de patente, a Lilia siempre le entraba dolor de cabeza. Se duchó y se cambió, escogiendo un conjunto azul marino con volantes en la espalda que nunca se había puesto antes. Ella puso el chip de Gid en la copa izquierda de su corsé, agradeciendo la seguridad de tenerlo cerca de su corazón. Entonces ella salió de su habitación, con el tiempo suficiente para encontrarse con Montgomery, y descendió a la zona inferior de la escalera de servicio por la parte de atrás. Las escaleras eran de metal, sin adornos, en el hueco de la escalera de hormigón. Lilia trató de guardar silencio, pero el leve chasquido de sus tacones hacía eco, ruidosamente. Una reja, cerrada con llave, estaba en la entrada a las zonas inferiores, impidiendo el acceso. Lilia empuñó su taser y voló la cerradura, sintiendo placer al destruir algo en Nuevo Gotham. El nivel primario de las zonas inferiores del hotel estaba lleno de servicios de lavandería y zonas con cocinas. Los mutantes que trabajaban podrían haber sido incluso robots, por toda la animación que ellos mostraban. Lilia esperó entre los mutantes a que el supervisor se diera la vuelta, entonces hizo una carrera hasta el segundo conjunto de escaleras. Las zonas inferiores más bajas eran muy oscuras. Nadie desperdiciaba un juego de iluminación en estos industriales terrenos baldíos. Poleas y engranajes gemían ruidosamente cuando un ejército de mutantes utilizaba sus capacidades físicas para generar energía para el hotel. Lilia se negó a mirarlos, sabiendo que ella sólo se sentiría obligada a hacer algo, si ellos estuvieran ligados al equipo. Esperó en la base de las escaleras, mientras sus ojos se adaptaban a las sombras. Hubo un sonido suave entonces, como una pisada en la escalinata de metal sobre su cabeza y detrás de ella. Lilia saltó y se volvió, su mano en su taser oculto.

Foro Purple Rose

Página

249

Nada.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella debía de haber imaginado el sonido. Ese tipo de engaño le podría pasar a cualquiera que tuviera hambre, cansancio, resaca por la droga de la violación, o de otro tipo de operación que menguara su capacidad total. Una de estas noches, tenía que dormir un poco. Lilia se apresuró a la puerta corredera de acero que llevaba al laberinto de Nuevo Gotham. Ella presionó su mano sobre ella, entonces pegó la oreja. Sólo había un lejano zumbido. Lilia comprobó la puerta, y descubrió que no estaba cerrada con llave, y la deslizó abriéndola.

Las zonas inferiores de Nuevo Gotham, serpenteaba en medio de una Doc.ena de direcciones precariamente iluminadas. Lilia se dirigió a la oscuridad del laberinto, en busca de la barra de bebidas del bar Forest Green. Tardó una hora en encontrarlo. Había una Doc.ena de mutantes, relativamente atractivos en la barra de bebidas, la mayor parte sostenían en una taza de algo oscuro. Había pequeñas conversaciones. La música era horrible, música disco de baile del siglo XX, y lo suficientemente alta como para enmascarar casi cualquier cosa. Montgomery estaba allí con su doble aspecto, paseando contra el mostrador y pareciendo un lobo dispuesto a cazas. Se veía, aún, más apuesto y sexy de lo habitual. Quizá, Lilia simplemente se alegraba de verlo. Su corazón sin duda lo estaba. Saltaba y correteaba con sólo mirarle. Montgomery sonrió e hizo señas como si acabara de distinguir qué, o a quién, él quería. Lilia podría estar relacionada con eso. Había por lo menos un normal detrás del mostrador, por lo que Lilia arrastró los pies hacia Montgomery, tratando de parecer aburrida. Fue un reto, ya que se sentía muy viva con su proximidad. ―Llegas tarde ―le dijo cuando ella llegó a su lado. Él la atrajo hacia sí, sin espera una respuesta, y la besó sin prisa. Lilia se colgó de sus hombros y se rindió a la sensación.

Foro Purple Rose

Página

Cuando levantó la cabeza, tenía el mismo aspecto de intención que había tenido aquella mañana. ¿Estás lista para tu lección? ―le preguntó, con voz baja y sedosa.

250

Era demasiado fácil olvidar que había otras cosas que hacer.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

El propietario se rió entre dientes. ―No‖ te‖ metas‖ en‖ problemas, ¿vale? Tengo una licencia que proteger. ―Es tu mente la que está sucia, ―dijo‖Montgomery, como una afrenta―.‖Estoy enseñándole a leer. ―Bueno. ―El propietario puso los ojos en‖ blanco―. No quiero saber los detalles. Lilia miró entre ellos, manteniendo su expresión en blanco. Montgomery abrió la mano y había una tarjeta de memoria en su PDA. Él habló despacio, como si ella no pudiera comprender sus palabras. ―Esto es la descarga diaria. Las noticias. ¿Sabes qué es eso? Lilia asintió con la cabeza, tocando el estúpido conejito para la audiencia cercana. A los mutantes no les interesaría ningún juego al que ella y Montgomery estuvieran jugando, pero ella no confiaba en el normal detrás del mostrador. Los ojos de la República estaban por todas partes. El propietario, observaba ceñudo, mientras lavaba las tazas. Montgomery sostuvo a Lilia estrechamente contra su lateral, mientras la guiaba a un lector público. Ella dudaba de que fuera una coincidencia que eligiera el último, situado en el rincón más oscuro de la barra de bebidas y el más alejada del propietario. Montgomery se sentó en el lector y la atrajo a su regazo, manteniendo una mano cerrada alrededor de su cintura. Podía sentir la fuerza de sus piernas debajo de ella, y su reveladora bragueta presionando en sus nalgas. Ella se retorció y Montgomery contuvo el aliento. ―Acomódate‖ ―murmuró y ella le sonrió. El propietario vería los hombros cubiertos con la capa de Montgomery y una gran cantidad de volantes de la falda. Incluso la pantalla sería bloqueada por los dos. Montgomery llevó más allá la ilusión de su seducción cerrando sus manos alrededor de su cintura. Ella arqueó su espalda, queriendo más. Montgomery se rió entre dientes contra su cuello. ―Compórtate‖―aconsejó. ―Comportarse no es divertido ―susurró.

―Puede‖ decir‖ eso‖ otra‖ vez ―bromeó―. ¿Qué tal si tratamos de parecer inocentes?

Foro Purple Rose

Página

―Creo que no tengo talento para eso.

251

―Yo pensé que estabas siendo recatada.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella lo miró, comprendiendo que él le estaba devolviendo sus propias palabras. Su mirada se mantenía fija, con los ojos verde intenso. ―No‖ estoy‖ segura de que quiera seguir siendo aficionada, de nuevo ―murmuró. Él‖no‖se‖inmutó.‖―No estoy seguro de que tengamos opción. El corazón de Lilia latió más rápido por la implicación. Ella lo estudió, a sabiendas de que sería muy fácil rendirse a Montgomery. Quizás demasiado fácil. Peligroso. Pero era una proposición tentadora, de todos modos. Se inclinó más cerca, mirándola atentamente, luego la besó. Fue una burla de beso, con intención de persuadirla. Su ternura, la sugerencia de su propia vulnerabilidad, casi la deshizo. Ella se atrevió a imaginar un futuro con Montgomery. Le gustó mucho esa fantasía. Montgomery rompió el beso y ella lo vio recobrar el aliento. Ella no era la única afectada. Él sonrió y arqueó una ceja. ―Es‖hora de seguir con el asunto que nos ocupa, ―murmuró‖ y le tomó el pecho en la mano. Acariciándola a través de su ropa, reforzando la ilusión de que ella no era más que un instrumento de placer. Probablemente no debería haberlo disfrutado tanto hizo. Había algo excitante y prohibido en ser acariciado en un lugar público. Cuando Montgomery alcanzó el bajo sus faldas, ella se preguntó cómo de lejos llevaría las cosas. Para su desilusión, su mano entró en su propia bota. Él acarició el interior de su rodilla izquierda en el camino, sin embargo. ―Provocador‖ ―susurró ella, y mostró su sonrisa. Él recuperó una película delgada de un recipiente oculto en su bota, y luego lo extendió en la tarjeta de memoria de descarga diaria―. ¿Qué es eso?

Foro Purple Rose

Página

Lilia se desplazó a través de las noticias, fingiendo que era mucho más difícil para ella, leer, de lo que en realidad era. Montgomery ciertamente complicaba el asunto, distrayéndola con su toque como lo hacía.

252

―Es un codificador, una película que se degrada cuando se expone al aire, ―susurró‖Montgomery, las palabras en su oreja, enmascarando lo que hacía al besarla. Lilia se estremeció―.‖También se lee con el banco de datos central. ―Él empujó el chip de descarga en el puerto, y luego acarició su cuello provocativamente―. Comienza a leer.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―La campaña presidencial de Maximiliano de Blackstone recibió un impulso ayer, aunque no de su propio esfuerzo, ―ella leyó cuidadosamente y lentamente―.‖ El presidente anunció un nuevo tratado neg, neg… ―Negociado ―prosiguió‖ Montgomery, con su mano deslizándose bajo sus faldas. La suave imitación de cuero de su guante, desplazándose tranquilamente sobre sus muslos desnudos y Lilia tenía dificultad para concentrarse en las noticias. ―No deberías, ―murmuró. ―Tenemos que mantener las apariencias ―insistió, con la yema de sus dedos en la cima de su muslo. Lilia contuvo el aliento y siguió leyendo. ―Negociando con China en su visita oficial, pero el acuerdo quedó muy lejos de las expectativas en la República. ―Ella contuvo la respiración cuando la punta de los dedos de Montgomery acarició su punto más sensible. Él sonrió contra su garganta. Lilia tragó y siguió leyendo―. La popularidad de encuestados de Blackstone subieron un 10 por ciento únicamente ayer, aun cuando el presidente comenzó su viaje de regreso a Nueva DC. Lilia notó que en la noticia se había abierto otra ventana en la pantalla, una que anteriormente no estaba allí. ―¿Dónde‖est{‖tu‖tarjeta‖de‖memoria? ―preguntó Montgomery en voz baja―.‖ No tenemos mucho tiempo. ―Está en mi corsé, ―confesó Lilia―.‖ Estoy pensando que tal vez deberías conseguirlo.‖ ―Ella le dedicó una mirada desafiante y vio como sus ojos brillaban―. En la copa izquierda cerca del medio. Ella debería haber sabido que iba dejarla sin aliento cuando se lo quitara. Él desabrochó la parte de atrás de su vestido en un tiempo récord, la mano se deslizó hacia arriba explorando por la parte frontal entre el corsé y corpiño. Lilia leía las noticias cada vez con mayor dificultad, a medida que Montgomery le acariciaba los pezones, deslizando su dedo y el pulgar entre la copa del corsé y su carne. Tenía el chip, se lo pasó a la otra mano, lo empujó en el puerto auxiliar, y continuó acariciando su piel. ―Eres aterrador ―suspiró ella, y rió entre dientes.

―Deben ser los, resultados de la investigación de Gid.

Foro Purple Rose

Página

Una hoja de cálculo se desplegó bruscamente, apareciendo en la ventana adicional, distrayéndolos ambos.

253

―La‖ experiencia ―bromeó. Montgomery abrochando la parte posterior de su vestido de nuevo, sus dedos hizo el trabajo, rápidamente, en las fijaciones.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Sigue leyendo ―aconsejó‖Montgomery y Lilia leyó en voz alta los detalles del nuevo tratado. Entretanto, ella estudió la hoja de cálculo de Gid. Él, Documentó la población de mutantes en números, tanto en cifras brutas como en porcentaje de la población total de la República, cada año durante los últimos setenta años. Gid había marcado con asterisco los datos de la primera década como incompletos. ―¿Así qué? ―murmuró‖Montgomery‖murmuró. Parecía inocuo. ―Estamos‖perdiendo‖algo.‖―Lilia nunca había sido buena con la interpretación de las estadísticas, sin que Gid le dijera la respuesta. Qué probablemente era lo que él estaba intentando hacer. Montgomery se desplazó de arriba abajo, y ambos buscaron patrones o importancia. El número de mutantes aumentaron de manera espectacular después de cada emisión importante de la radiación. Gid había separado de los años cincuenta más recientes a nivel regional y todos los éxitos conocidos estaban allí. DC, Houston, Ciudad de México, Seattle, Gotham. ―Gran brote después de Gotham, ―dijo Montgomery. ―No es ninguna sorpresa ―susurró Lilia―. La población, era muy densa allí en el momento del golpe. ―Entonces los números dejarían de caer después de cada gran éxito. ―Es un ciclo: la radiación tiene el mayor efecto en bebés que están en el útero cuando la madre es expuesta. Las mutaciones alcanzan el máximo aproximadamente cinco meses después de la detonación. Después de eso, los defectos disminuyen a un ritmo constante hasta llegar a niveles normales. ―O hasta cinco meses después del próximo éxito. ―Más o menos. ―Así que esto no es noticia. ―Pero quizás lo es la cuantificación. ―Lilia sabía que ella no era la única que no veía el punto de Gid. ―Alguien violó su PDA para conseguir esto ―murmuró Montgomery, con clara frustración.

El mutante la había seguido.

Foro Purple Rose

Página

Era la mutante de la recepción del hotel. Ellos no estaban ni de lejos en el hotel, lo que significaba que Lilia había oído las pisadas en la escalera.

254

―Y Gid se anticipó a eso. ―Lilia miró por encima de su hombro, cuando alguien entró hacia la barra del bar.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿Qué‖te‖pasa? ―preguntó‖Montgomery‖preguntó. ―Ésa es la mutante del hotel. Me siguió. Lilia se levantó. ―Necesito saber para quien está trabajando. Lilia se levantó, pero debió de haber mirado antes a su adversario. La mutante echó una mirada hacía ella y echó a correr. Para consternación de Montgomery, Lilia se precipitó detrás de la mutante del hotel. Él recuperó ambas tarjetas de memoria a toda prisa, encogiéndose de hombros con sonrisa afectada al propietario. ―Hay‖que‖mantenerlas con correa electrónica, sólo debido a los lobos como tú, ―gritó‖el propietario, pero Montgomery no le estaba escuchando. Él se fue corriendo detrás de Lilia. De nuevo. Esa niebla se deslizaba a través de las zonas inferiores, haciendo que se estremeciera cuando tocó sus botas. Montgomery lo ignoró y corrió detrás de Lilia. La mutante bajó un pasillo, se volvió y bajó otro bruscamente. Lilia la persiguió, dando voces, por todo lo que había hecho. Ellas navegaron a través de callejones y calles amplias. La niebla se puso más espesa y más profunda, más plateada y siniestra. A Montgomery no le gustó nada. La mutante arroyó los cubos de la basura detrás de ella, saltó por encima de las rejillas abiertas girando sobre la cabeza de las cañerías, desapareciendo por el vapor del generador de energía local. Lilia hizo lo mismo, Montgomery directamente después de ella. Lilia sacó su taser, pero Montgomery le gritó que lo guardara. Ella hizo de mala gana lo que le dijo. Él dudó que eso durara. La mutante conocía el laberinto, Montgomery se dio cuenta rápidamente. Era rápida, ágil y evasiva. Sospechaba que oiría después, que la mutante tenía una ventaja injusta con sus zapatos planos.

Foro Purple Rose

Página

Lilia se abalanzó. Y agarró el pelo de la mutante y envolvió la longitud de él alrededor de su mano, obligándola a detenerse. La mutante gritó, entonces se giró para luchar, pateando a Lilia como un perro salvaje.

255

Pero tal vez Lilia estaba más motivada. Poco a poco se acercó a la mutante. Las dos tal vez estaban a cincuenta pasos por delante de él, cuando Montgomery vio el pelo de la trenza del mutante, soltarse.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

La niebla llegaba hasta la cintura en esta esquina, arremolinándose sobre Lilia y la mutante como un tornado. Como si las fuera a hacer caer para abajo. Pero la niebla no actuaba de esa manera. Lilia tuvo a la mutante contra la pared en tiempo record. ―¿Por qué estás siguiéndome? ―exigió‖cuando Montgomery se acerco más―. ¿Para quién estás trabajando? La mutante miró a su alrededor, jadeando, y entonces susurró. Lilia sacudió la cabeza y se acercó más cuando la mutante susurró de nuevo. ―Tal‖vez‖tiene‖una‖mutación‖en‖la‖laringe‖―murmuró Lilia e inclinó la cabeza aún más. Montgomery todavía estaba a media Doc.ena de pasos cuando la sombra se abalanzó sobre Lilia y le mordió la oreja. Lilia gritó, entonces soltó su agarre durante un segundo precioso. Eso fue todo lo que la mutante necesitó para zafarse, con la agilidad de un pez. Montgomery echó a correr detrás de la mutante, pero ella se escabulló a través de un espacio demasiado pequeño para seguirla. Y desapareció de la vista. La niebla se cerró tras ella, disimulando su figura con tanta seguridad como si se hubiera planeado de esa manera. Lilia juró elocuentemente cuando se detuvo detrás de él. Ella exhaló con frustración cuando la niebla se azotó sinuosamente alrededor de ellos. ―Suma cero para los dos, Montgomery. Estás jodiendo mi legendaria buena suerte. ―No‖debiste correr sola detrás de ella. Era peligroso. ―Estoy‖acostumbrada a resolver las cosas sola. ―Se supone que debemos trabajar juntos, Lil. ―Montgomery estaba irritado y no le importó que ella lo supiera―.‖Quiz{s yo estaba equivocado cuando pensé que nosotros haríamos un gran equipo. ―Tal vez no lo estabas. ―Lilia le sonrió y las cosas no parecieron tan malas después‖ de‖ todo―.‖ Lo‖ siento.‖ Nunca he trabajado con un compañero en que podía confiar.

Montgomery se estremeció. ―Esta‖niebla‖es‖tan‖extraña.

Foro Purple Rose

Página

―Quizás. ―Su sonrisa se ensanchó y sus ojos se encendieron, él podría pasarse el día mirándola. La niebla los acarició, apartándolos del mundo en su propio capullo pequeño. Sin embargo hacía frío, a su tacto resbaladizo.

256

―Bien, quizás eso deba cambiar.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Siento como si estuvieran siguiéndome. ―Lilia agregó. Ella echó una mano hacia ella, pero no se dispersó. ―¿Pasa muy menudo por aquí? ―Nunca lo he visto antes. Es antinatural. Lilia se estremeció y miró‖a‖la‖niebla‖con‖repugnancia.‖―Su‖tacto‖se‖deshace‖en‖ las manos con rapidez. No me gusta. Él la miró fijamente durante un momento, sorprendido por la exactitud de su resumen. ―Permíteme ver esa oreja ―le dijo entonces, y limpió la sangre de su lóbulo. Ella apoyó su frente contra su hombro y él la sintió estremecerse. Sus brazos se cerraron alrededor de ella protectoramente―. Podrías arriesgarte menos, Lil. ―Tengo que resolver el rompecabezas. ¿Por qué esta información es tan importante?‖ ―Ella frunció el ceño, y luego le miró―.‖ Estamos‖ en‖ Nuevo Gotham. Gid murió en Gotham. Quizás es ahí donde podamos encontrar la clave. ―No vamos a volver a Gotham, sin un plan mejor que ese. ―No,‖no todavía. ―La‖PDA de su mano sonó y ella lo miró―. Llegas tarde al trabajo. El cardenal en su mejilla estaba poniéndose más purpúreo a cada momento. ―¿Es‖demasiado‖pedirte que intentes no meterte en problemas? Esa mueca traviesa hizo estragos con su pulso. ―Probablemente. Lo intentaré, sólo por ti. Montgomery no lo creía. ―Voy a tratar de obtener el video de seguridad del hotel, y descubrir quién fue a tu‖ habitación.‖ ―La gratitud encendió sus ojos y envió el calor a través de sus venas―. No regreses al hotel. Es ahí donde ellos estarán buscándote. ―Quienquiera que "ellos" sean,‖―Lilia se encogió de hombros―,‖no voy a salir corriendo y esconderme, Montgomery, no hasta que averigüe quién mató a Gid. Por mucho que él admirara su determinación, le aterraba. ―Es‖arriesgado...

Y un hombre se echó a reír en las proximidades.

Foro Purple Rose

Página

Él cerró sus brazos alrededor de ella, haciendo caso omiso de la perseverante niebla, recordando el calor que ella irradiaba a su alrededor

257

―La vida es arriesgada. Si yo no me arriesgara, también podría estar muerta. ―Ella levantó la mano y le tocó los labios antes de que él pudiera decir o hacer algo, enviando una llamarada de deseo hasta los dedos del pie.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery rompió su beso y tiró de su taser. Lilia había tirado de la suya también y estaban de pie espalda contra espalda, mirando fijamente hacia la niebla. ―¿Quién‖est{‖ahí?‖―llamó‖Montgomery y, la risa se oyó otra vez. Más fuerte. Más oscura. ―Al igual que en el casco viejo ―murmuró‖ Lilia,‖ dirigiéndole‖ a‖ Montgomery‖ una mirada inquisitiva, continuó―,‖ oí esta risa en mi frecuencia cuando encontré al mutante, muerto. ―¿En tu frecuencia? Ella asintió con la cabeza. ―No‖es‖de‖extrañar que te asustaras ―dijo―. No hay frecuencias perdidas en la ciudad vieja. ―Eso es lo que yo pensé. Montgomery inspeccionó el área de su alrededor cuando la niebla se retiró un poco. Sin olvidar la sensación impresionante que sentía, y el mal. ―Lil, tienes que ser cuidadosa ―comenzó, a sabiendas de que estaba debilitando su respiración. Lilia le sonrió y sus ojos estaban bailando con esa vitalidad que encontraba tan intrigante. ―Sabes, Montgomery, a mi madre le gustarías mucho. ―Ella puso una mano en su pecho y se apoyó más cerca del oído―. Lo gracioso es que a mí misma me gustas. Ella nunca cambiaría, y él se alegraba por ello. Montgomery abandonó el argumento y besó a Lilia tan a fondo como se merecía. Pero no tan bien como quería. La PDA de su mano estaba, después de todo, sonando imperiosamente.

Registro Republicano, 16 de julio de 2069

Lucas O'Shaunessy, Jefe designado de Seguridad de la República desde hace sólo tres meses, reconoció la posibilidad de que el autor intelectual del ataque

Foro Purple Rose

Página

NUEVO GOTHAM<‖‖Esta mañana, en la actualización de prensa diaria, el jefe de Seguridad Republicano admitió que no están más cerca de nombrar a los culpables responsables de los ataques en Gotham hace apenas cinco días.

258

Funcionarios sin Preponderancias en los Horrendos Ataques en Gotham


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

coordinado tal vez nunca se descubra. ―No es improbable que él o ella participaran en éstos ataques suicidas. Por lo menos, la mayoría de la gente que conocen a quién planearon este asalto han muerto, lo que dificulta la investigación. Se ha determinado que, no menos de cincuenta ataques sincronizados se pusieron en marcha más o menos simultáneamente en Gotham la mañana del 11 de julio. En este momento, se sabe que el asalto se inició aproximadamente a las 9:05 a.m. cuando con el bombardeo de los suicidas explotaron cerca de treinta bombas atómicas en el sistema del tránsito público el centro de Gotham, extendiendo la radiación y el caos, a lo largo de la ciudad en la hora punta de la mañana. Las bombas sucias son artefactos explosivos convencionales rodeados de material radiactivo, y son lo suficientemente pequeños para ser transportados en mochilas o maletines. Los Oficiales especulan ahora que estas bombas, incluso teniendo en cuenta su número y los daños que causaron, fueron sólo por diversión. No está claro cuántos ciudadanos fueron asesinados en esta fase del ataque. Casi simultáneamente a la detonación de las bombas sucias, parece que las bombas atómicas fueron detonadas en las calles de Gotham. Aunque se observaron nubes en forma de hongo, así como bolas de fuego y un aumento posterior de la radiación que emana de la ciudad, no está claro exactamente cuántos dispositivos fueron detonados o qué método de distribución se utilizó. Ellos no se dejaron caer desde un avión, ya que los restos de Gotham siguen siendo una zona de exclusión aérea y ningún avión fue observado sobrevolando el área.

Foro Purple Rose

Página

Además, dieciséis pequeños aviones fueron dirigidos hacia los reactores nucleares en, New Jersey y Pennsylvania entre las 9:00 de la mañana y las 9:15 de la mañana. Aunque dos aviones fueron derribados en el espacio aéreo restringido sobre cada reactor, los otros lograron chocar en sus objetivos antes de las 9:30 de la mañana. Los reactores dañados son cuatro en la planta nuclear Susquehanna, uno a Hope Creek, dos en Oyster Creek, y tres en Limerick, Pennsylvania. El material radiactivo se ha confirmado que se escapa a la

259

Según el representante de la Sociedad de Darwinistas Nucleares, los niveles de radiación registrados indican que la explosión acumulada estaba en la vecindad en cuarenta kilotones, aproximadamente el equivalente al triple de la que soltaron en Hiroshima en 1945. El representante de la Sociedad también dijo que había diferencias en el patrón de la explosión, lo que indica que los dispositivos fueron detonados en el suelo. Se negó a especular sobre las tasas de supervivencia dentro de la ciudad.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

atmósfera, aunque la República aún no ha publicado un informe de la magnitud de los daños sufridos o el estado actual de los núcleos de los reactores. A los periodistas, no se les ha permitido el acceso controlado al espacio que rodea cualquiera de los reactores, aunque todos los residentes están siendo evacuados a consecuencia de la columna de humo potencialmente radiactiva, que se extiende desde Philadelfia a Hartford. Los servicios de emergencia de la región, siguen saturados, mientras que los hospitales y centros de acogida de las regiones circundantes están luchando para hacer frente a la afluencia de los que habían sido residentes de Gotham y los evacuados a causa de la potencial columna radiactiva. Los incendios siguen causando estragos en Gotham, y la República ha prohibido a los servicios de emergencia intervenir personalmente. El daño a los puentes y el bloqueo de varios túneles de los que salen de la ciudad, ha dificultado mucho la evacuación y han provocado especulaciones de que la zona cero de las bombas estaba en estos lugares. Ernest Sinclair, presidente de la Sociedad de Darwinistas Nucleares y en la asistencia a la conferencia de la prensa del Presidente en Nuevo D.C. esta mañana, calificó el incidente como "un ejemplo terrible de la inhumanidad del hombre hacia el hombre". Según Dr. Sinclair, la Sociedad de Darwinistas Nucleares está aconsejando a la República activamente, en respuesta apropiada a la emergencia del cambio climático. Un portavoz de la Sociedad tomó nota de que los vientos dominantes del suroeste durante los meses de verano "prácticamente garantizan" que virtualmente Gotham esté dentro de la columna de precipitación radiactiva de los reactores nucleares. El portavoz no oficial, prefirió permanecer en el anonimato, recordando a los periodistas que las consecuencias y los efectos a largo plazo de los desastres de Chernobyl en 1985 y 2009 fueron mucho menores de lo previsto. (Cabe señalar que hay quienes, sin embargo, que comparan los resultados de la investigación oficial con el accidente de Chernobyl.)

Foro Purple Rose

Página

Los críticos son cada vez más voces, pidiendo explicaciones de por qué sólo dos de los aviones atacantes fueron abatidos en el espacio aéreo restringido, la disponibilidad de licencias de aeronaves pequeñas, la aparente falta de

260

Dada la evacuación de Gotham y la falta de voluntad del gobierno para exponer a los agentes del orden a niveles innecesarios de la radiación, no está claro cómo una investigación puede llevarse a cabo. Siete grupos diferentes de terroristas internacionales, conocidos como hostiles a la República, han reivindicado el ataque devastador, aunque las autoridades insisten en que la República no está dando ningún crédito a cualquier reclamación sobre los demás.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Foro Purple Rose

Página

261

seguridad en el transporte público, y la clara falta de un plan de evacuación cohesivo para Gotham. También ha habido críticas a la falta de la República de preparación para este tipo de desastres y la velocidad del letargo de la respuesta. El Sr. O'Shaunessy admitió aparente ineficacia de su agencia para hacer frente a este desafío reciente, llamando a la falta de preparación para un ataque concertado "una falta de imaginación." Se espera que anuncie su renuncia dentro de unos pocos días.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

XVI Traducido por masi Corregido por kuami

N

o había nada tan maravilloso como una cama que llevara su nombre. Lilia regresó al hotel, cerró la puerta de su unidad, y deslizó un mueble contra la puerta para asegurarse. Se limpió la oreja y subió a la cama. Se durmió pasados unos momentos. Lilia se despertó por el suave timbre de su PDA. La luz que entraba por la ventana de la habitación del hotel había cambiado, evidenciando que ya era tarde. Se frotó los ojos, bostezó, y miró su PDA. Había recibido un mensaje mientras dormía la siesta, ponía "urgente". Su PDA, al menos, había sabido que era mejor despertarla para eso. Ella bostezó de nuevo. Probablemente era Joachim para avisarla sobre su consejo de expertos. Pero no: era de la Sociedad. Tal vez habían modificado el horario de la conferencia. Lilia bostezó ampliamente, lo suficiente para engullir la pantalla de video de la pared, se sentó, y pulsó su PDA. La Sociedad iba a revocar su beca, con efecto inmediato. Dentro de la hora de estar planeando dejar plan para abandonar un glorioso espectacular desafío. ¡Era Injusto! Lilia estaba sobre sus pies, echando chispas, y muy despierta. ¿Cómo se atrevían a hacerle esto?

Debe haber sido su plan diabólico para atraerla con falsos pretextos.

Foro Purple Rose

Página

Y así debería ser.

262

¿Cuando la Sociedad había expulsado a un compañero o compañera que había pagado sus cuotas? ¿Cuándo, con anterioridad, habían boicoteado a un compañero privilegiado que era considerado como uno de sus más cercano y querido? Sin lugar a dudas, tenían miedo de lo que Lilia pudiera decir cuando se levantara delante de todos.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

No pondría tanta intriga al pasado de Ernestine. Lilia quería los creds de la cuota de inscripción de vuelta. Su impulso ponerse algo de ropa e ir a desgarrar a alguien, preferentemente a Ernestine, ella misma, pero el punto de vista de Montgomery era correcto. Que se moviera por su cólera era, después de todo, lo que ellos habrían esperado de ella. Saltar por encima, de donde los ángeles temían poner el pié, era más o menos la marca de Lilia. Y Ernestina estaría preparado para la confrontación. Había algo satisfactorio en la posibilidad de hacer esperar a Ernestina. La venganza es un plato que se sirve en porcelana elegante, con todos los lujos. La madre de Lilia le había enseñado eso. Mientras Lilia se vestía para triunfar, formulaba un plan. Ella no entendía la hoja de cálculo del chip del medallón, pero la forma en que Gid se lo había pasado a ella, indicaba su importancia. Se encontraba razonando que el único elemento dejado en su PDA, tenía una conexión con la lista, lo que significaba que había perdido algo en Breisach y Turner. La recepcionista que había estado de guardia en ese portal había sido enviada para cumplir su misión angelical, lo que hizo sospechar a Lilia, que ella había sabido la verdad, también. Claramente, Lilia necesitabas entrar en las oficinas y buscar... bueno, ahí era donde el plan mostraba su debilidad. Iría allí, al amparo de la oscuridad, y buscaría algo que pareciera tener una conexión con lo que ella sabía. A veces una persona tenía que la esperanza de que pasara algo mejor. Porque existía la posibilidad de que ella tuviera una noche activa, Lilia se alegraba de que haber traído un traje hecho a medida. Era una pieza pequeña y llamativa, con pantalones, un corte esmoquin para una mujer, que daba un codazo a los límites del código de la decencia, pero no lo traspasaba. Además, se sentía sexy cuando lo llevaba puesto.

Foro Purple Rose

Página

Había una cosa, Lilia estaba convencida de ello, sobre la licra negra que hacía que una mujer se sintiera como una irresistible sirena. Un tejido que podría haber sido hecho en el cielo, la licra (lycrester) era suave al tacto, lisa y flexible, que se podía doblar pero no se arrugaba. Parecía demasiado buena para ser verdad, razón por la cual es costaba tanto, lo que era la razón por la que Lilia había previsto llevar ese traje cuando muriera.

263

Eso no podía hacer daño.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Y sería apropiado. Lamentablemente, dado el corte ajustado de su traje, su arma era menos discreta de lo que habría sido ideal. Ella la llevaba de todos modos, racionalizando que esa gente podría ser más respetuosa con su opinión de esa manera. Ese plan funcionó durante unos tres segundos. Lilia salió de la escalera para encontrarse con que la mutante de la recepción era diferente. ¿Se había ausentado sin permiso Bite Queen 27? Lilia preguntó a la nueva mutante de la recepción por su predecesora. Incluso con una descripción detallada, Lilia, sólo consiguió una mirada en blanco como respuesta. Tal vez la mutante había borrado su memoria. Uno oía hablar de tales maravillas, pero sólo en susurros detrás de puertas cerradas en el Instituto. No era legal, pero eso no significaba que no se hiciera. Sólo para hacer que su noche fuera completa, un representante de seguridad del hotel apareció y se personó al lado de Lilia. Perdone, señora, pero ¿podría dejar su arma aquí en el mostrador? Su sonrisa era tensa, como si fuera dolorosa para él . Para su seguridad, por supuesto. Como esto parecía tener el efecto contrario, Lilia protestó. y autorizada para llevar a mi arma.

Yo estoy registrada

Su mirada de desaprobación demostró que era un hombre que no sabía apreciar los‖ encantos‖ de‖ la‖ licra‖ negra.‖ ―La‖ política‖ corporativa‖ del‖ hotel‖ prohíbe‖ expresamente la posesión de armas de fuego en ninguna de sus propiedades. Lilia‖consideró‖su‖propia‖arma.‖―Es‖curioso‖entonces‖que‖usted‖tenga‖un‖arma‖ como la mía. Él sonrió de nuevo y Lilia deseó que dejara de sonreír. Hay una excepción para el personal de seguridad contratado, para garantizar la seguridad de los huéspedes del hotel y los empleados. Extendió su mano . Sra. Desjardins, ¿no? Aunque usted es nuestra invitada, se requiere que entregue su arma por seguridad.

27

Bite Queen: Es una forma sarcástica de referirse a la mujer "Bite=Mordedura/Queen= Reina".

Foro Purple Rose

Página

264

Lilia estuvo tentada a salir de allí. El problema era que ella quería tener su charla con Ernestine, justo en este momento, en el salón principal, donde los miembros de la Sociedad estaban congregados.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

El tipo de seguridad no permitiría que su cabeza entrara al interior del hotel con su arma, no importaba lo que ella argumentara. ―¿Qué vas a hacer con ella? Su arma será guardada en un lugar seguro y se le devolverá a su salida del hotel. Revisó la superficie del mostrador frente a la mutante . Está programado que salga el domingo, ¿no? Eso es correcto. Lilia cruzó los brazos sobre su pecho . ¿Qué pasa si la quiero antes, tenerla en mis manos, no guardada por el hotel? Una chica no puede ser tan prudente, ya sabes. Siempre puede pagar la cuenta e irse, Sra. Desjardins. Parecía como si le gustara más esa opción, lo que, previsiblemente, hacía que Lilia pensara, perversamente, en extender su estancia en nirvana. Cuando lo haga, su arma le será devuelta. ¿Pero no antes? Le ofreció esa sonrisa de nuevo. Lilia estaba lo suficiente molesta como para ofrecerle una perfecta imitación de la misma, la cual pareció desconcertarle. Su madre le había enseñado a no dejar que personas como este hombre tomaran el control de la situación. Lilia entregó su arma, con reticencia evidente. Bueno, tengo unas cuantas preguntas para el hotel, así que, si es su representante, tal vez me las podrías contestar. Ella le mostró su lóbulo de la oreja herida . Una mutante empleada en este establecimiento, me mordió esta tarde. Debo insistir en ver los registros de salud e inoculación de la mutante en cuestión. Los ojos de él se estrecharon.

¿Sabe usted el número de la mutante?

No, pero ella estaba trabajando en la recepción cuando me registré, por lo que debería ser capaz de recuperar su número en los registros de personal. Él comenzó a teclear su PDA. lesiones...

Usted tiene que presentar un informe de

No, usted tendrá que presentar el reporte de lesionados en mi nombre. Llego tarde a una cita. La mutante me mordió y huyó.

Él levantó la mirada. ¿Qué estaba haciendo en las Zonas inferiores? Eso está fuera de los límites para los ciudadanos.

Foro Purple Rose

Página

En el zonas inferiores. En un bar de bebidas en Forest Green. No puede haber una sola.

265

¿Y dónde ocurrió eso?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Yo no soy una simple ciudadana. Soy una cazadora de mutantes. ¿Estaba cazando mutantes? Lilia decidió cambiar su papel como héroe, porque estaba en una situación difícil y no le gustaba mucho su actitud. Era sólo una pequeña modificación de la verdad. La mutante estaba actuando sospechosamente. Entró en las zonas inferiores y yo la seguí. La acorralé y la capturé, ella me mordió y se escapó. ¿Vio a dónde se fue? No. Hay esa niebla en las zonas inferiores que hace que sea difícil perseguir a alguien. Él parpadeó.

¿Niebla? Nunca he visto niebla ahí abajo.

Bueno, hay una tonelada de ella este fin de semana. Incluso apareció en la calle ayer por la noche. Me sorprende que se haya topado con ella, pues entonces no se toma en cuenta las diferencias regionales, ¿no? Lilia se obligó a sonreír forzadamente y él la miró con asombro. La niebla no era normal. Otras personas podían no verla. Salvo ella y Montgomery. Interesante. Lilia se alejó antes de que pudiera detenerla, todavía agitada por el sacrificio de dejar su arma. Ella estaba empezando a recordar por qué había siempre encontrado una excusa para faltar a esta conferencia. Y ahora, en contra de toda probabilidad que Gid pudiera haber calculado, ella estaba, deliberadamente, buscando a Ernestine Sinclair.

*****

Montgomery estaba patrullando cuando oyó por primera vez el susurro.

Si se presentaba para el examen físico, encontrarían sus cicatrices.

Foro Purple Rose

Página

Él caminó, atravesándola, manteniendo la ruta de patrulla que había anotado anteriormente, y trató de decidir qué hacer.

266

Al principio pensó que lo estaba imaginando. Las calles estaban llenándose con niebla plateada nuevamente.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Si él no se presentaba para el examen físico, sería cesado. Ninguna opción era especialmente atractiva. Se había ofrecido para hacer la patrulla, así podía pensar. Lástima que tuviera más preguntas que respuestas. ¿Quién estaba incriminando a Lilia y por qué? ¿Qué significaban las estadísticas de Fitzgerald? ¿Cómo había podido saber Rachel que la iban a matar? ¿Si Rachel hubiera descubierto la identidad de cualquiera de los tres miembros del Consejo, qué habría hecho con la información? Ella lo habría recordado, Montgomery estaba seguro, en vez de grabarlo en su PDA. Pero ella habría archivado la prueba. Pensó en las oficinas de Breisach y Turner, los archivadores que había a lo largo de las paredes, y se preguntó si él había pasado por alto lo más obvio. Munkar... Montgomery se paralizó. El susurro sabía su nombre. La niebla se deslizó a través de la calle frente a Montgomery, muy brillante y misteriosa. Había tomado el rumbo, como la corriente de un río. Que desembocaba en el acceso al nivel de cercanías de las zonas bajas, como si tuviera ese propósito. Montgomery la observó durante un largo rato, sopesando sus opciones, entonces decidió aceptar la invitación. El hueco de la escalera a los transportadores de pasajeros estaba lleno de luz opalescente oscura con la niebla arremolinándose. Era fría y le hizo temblar cuando entró en su marea. También parecía tirar de él hacia su interior. Munkar... La voz se alzó desde las zonas inferiores precisamente, mientras la niebla descendía hacia allí. Montgomery fue tras ella. La puerta se cerró detrás de él, con un clic decisivo, a pesar de que estaba seguro de que se había cerrado con pestillo de nuevo a su paso por ella. La oscuridad se cerró en torno a él, la única iluminación venía de la niebla. Esa risa masculina se hizo eco en sus oídos otra vez. Tenía que ser un producto de su imaginación. Pero Lilia había la había oído también.

Foro Purple Rose

Página

267

Dos veces.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

*****

Blake estaba en la puerta de la sala de baile, con un segundo vaso de vino espumoso en la mano, sólo para Lilia. Era la última cosa que necesitaba, así que por supuesto, ella lo aceptó con una sonrisa amable. Él silbó tan fuerte que varias personas se volvieron, y a continuación, hicieron una reverencia. ¡Divina! Lilia, ¡te ves deliciosa! Blake, no soy el postre. Tal vez deberías serlo. ¿Para qué? Pensaba que tu afición era otra delicia. Él sonrió. Todavía se puede apreciar una obra maestra sin comprometerse con ella. Él le ofreció su codo . ¿Qué mejor tónico para todos nosotros que una fiesta? Había algo que decir sobre eso, sin embargo, Lilia pensó que no tendría gracia decir que ella hubiera preferido que la fiesta tuviera una lista de invitados diferente. Ella mostró un punto de prudencia. La habitación era elegante. Los hombres llevaban, todos, una corbata negra, las mujeres iban con vestidos, muchos de ellos brillaban lo suficiente para hacer que la licra pareciera mundana. Para sorpresa de Lilia, Mike había creado una moda antes de que terminara, ya que había muchos tatuajes Orv entre la multitud. Blake estaba en su elemento, moviendo las manos y buscando votos. Él brillaba más que las lámparas, las joyas y burbujas combinadas. Los Darwinistas nucleares se habían reunido en lugares más cercanos y más lejanos, pero Chicago era la ciudad natal de la gran mayoría de los asistentes. Eso tenía sentido, ya que Chicago es la ubicación del Instituto de Estudios de la Radiación. A diferencia de otros, Lilia no hacía bromas sobre que el Medio Oeste era aburrido: si ser aburrida aseguraba que su casa era la única ciudad importante de la izquierda republicana sin bombardear, entonces, "aburrido" funcionaba para Lilia. Su amada Mont Royal no ha sido tan afortunada.

Foro Purple Rose

Página

Los camareros se deslizaban entre la multitud con las bandejas de vasos altos y había un murmullo alegre de conversación, que estaba destinado a llegar a

268

Por otro lado, había pocas ciudades de los Darwinistas Nucleares a salvo la destrucción nuclear. Ese fue el terreno de los teóricos abstractos. ¿Y los cascos viejos? Sólo los cazadores de mutantes como Lilia iban alguna vez allí, y aún así, ella no era lo suficientemente imprudente como para vivir en un lugar así.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

aumentar cuanto mayor fuera el alcohol que fluyera libremente. A ella le gustaba que Gid fuera honrado con un premio en una presentación como ésta: ya que conmemoraría su muerte con un cierto estilo. La mejor parte, sin embargo, era que la gente no sabía qué hacer con ella. Como la viuda de uno de los hijos favoritos de la Sociedad, y una invitada para recoger el premio en su honor, ellos deberían haber estado haciendo un escándalo sobre ella. Como miembro que se había negado a ceder a las demandas de la Sociedad de entregar al ángel-mutante, así como, a los ángeles, para la investigación, Lilia debería haber sido arrojada fuera de la puerta. Le gustaba ver la guerra de emociones entre los rostros de muchos de ellos. Ser el centro de la controversia y tener un poco de vino espumoso en sus venas, ponía un poco de fanfarronería en el paso de Lilia. Lilia rechazó un poco de vino y consideró a los otros ocupantes de la habitación. Tuvo que suponer que los miembros del Consejo de los Tres estarían entre el público. Una reunión del Consejo, explicaría la decisión rápida y oportuna de revocar su beca. Por lo tanto, ¿quiénes eran los miembros del Consejo? ¿Incluso cuando el caballeroso y amable Blake, intentó distraerla con una pequeña charla. Lilia tuvo que preguntarse por qué se había unido, tan visiblemente, a ella, dado que era candidato a presidente de la Sociedad. Por los viejos tiempos ¿tal vez? Sólo podría perjudicar su campaña, pero ella agradeció el gesto. Hasta intentó prevenirla. ¿Quién es tu mejor invitado del Consejo de los Tres? abiertamente evaluando a la multitud.

preguntó ella

Lilia, simplemente hazte un favor y deja las cosas en paz. Lo haré cuando alguien me diga en que estaba trabajando Gid. Blake se acercó más, bajando la voz otro tanto. juego. Podrías salir lastimada.

Escúchame. Esto no es un

¿Por hacer preguntas? Sí. Gid hacía negocios con la Sociedad...

Foro Purple Rose

Página

No ese tipo de negocios para la sociedad interrumpió Blake, y fue probablemente la primera vez que lo había hecho y Lilia reconoció la advertencia en sus ojos.

269

Bueno,‖ya.‖Trabajaba‖para‖la‖Sociedad<


Claire Delacroix

Fallen Angels

Para el Consejo de los Tres

Fallen

supuso en un susurro.

Él sostuvo su mirada fijamente, sin afirmar, ni negar. Eso fue lo suficientemente bueno para Lilia. Su cuero cabelludo retrocedió. Gideon, ¿qué has hecho? Consejo de los Tres en este momento? Blake se enderezó.

¿Quién está en el

No lo sé.

Estás mintiendo. Miró a su alrededor y bajó la voz. metiendo.

Tú no entiendes en lo que te estás

¿Y crees que no puedo manejarlo. Muchas gracias. Blake, evidentemente, vio que su estrategia había fallado, porque él apretó los dientes. Mira, voy a averiguar lo que pueda por ti. ¿Hace eso alguna diferencia? No, es poco. Lilia cogió otra copa de vino . Si te enteras de algo jugoso, es probable que no me lo digas. Él apretó sus labios, una prueba positiva de ello. Lilia estaba molesta, no sólo por la evaluación de Blake sobre ella, sino por su alianza con la administración de la Sociedad. No podría confiar en él nunca más. Podía ser que su advertencia fuera sólo para proteger a la sociedad, lo que no era uno de los temas de su agenda. De todos modos, este no era el lugar para pelear. La gente estaba empezando a darse cuenta. Lilia puso su mejor sonrisa falsa. Está bien, Blake, haremos una tregua. Si la presidencia es lo que quieres, entonces esperé a que ganes. Él sonrió, escondiendo sus pensamientos con una facilidad, que hacía que Lilia echar de menos al Blake que había conocido. Nunca tienes pelos en la lengua28, ¿verdad? Bueno, no le desearía el trabajo a nadie, pero sobre gustos, no hay nada escrito, ¿verdad? Incluso votaría por ti, y pondría mi pequeño clavo en tu ataúd, si no hubieran revocado mi beca en la actualidad. Él parpadeó.

¿Ellos qué?

28

dijo sin convicción.

No tener pelos en la lengua: No te cortas al decir las cosas, ni te guardas nada en el tintero.

Foro Purple Rose

Página

Oh, no, eso no es cierto

270

Debes de haberlo sabido. Él palideció sin embargo, y Lilia supo que no lo sabía. Su juicio sobre él, se suavizó un poco . Adelante, abandóname aconsejó , ser visto conmigo es un problema para tu campaña.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Quería escapar tan penosamente, que Lilia le acarició el brazo con simpatía. Vete ahora. Eso sólo va a empeorar. Sus ojos se estrecharon.

¿Qué vas a hacer?

Lilia sonrió y señaló a una mujer al otro lado de la habitación. No la provoques...

dijo Blake, pero ya era demasiado tarde.

Lilia Desjardins no tenía nada que perder. Ella se encaminó hacia Ernestine Sinclair, actual presidenta de la Sociedad. La pieza favorita de Lilia de los residuos tóxicos.

*****

La parte de abajo en las zonas inferiores estaba llena completamente con la niebla. Montgomery entró en la niebla para encontrar su origen. De inmediato se sintió sucio. Era una niebla resbaladiza, que tocaba a Montgomery de una manera extrañamente íntima, como una amante inoportuna con manos rápidas. Recordaba las palabras de Lilia demasiado bien. Descendió a la niebla como si se zambullera en una piscina de agua. La niebla lo envolvía. Se sentía violado en todos los lugares que tocaba en su pseudo-piel y tuvo el impulso irracional que frotarse a sí mismo hacia abajo. Cuando se cerró sobre él por completo, su respuesta cambió. Cada pelo en su cuerpo se erizó y se estremeció de pies a cabeza. No era miedo y ni era temor: era lujuria lo que la niebla despertaba. Él estaba en su apogeo de deseo sexual como nunca lo había estado antes. Montgomery no se asustaba fácilmente, pero la niebla era diferente. Se quedó inmóvil, escuchando. Podía oír el chirrido rítmico de una Doc.ena de cintas de correr, cercanas. Podía oler el sudor de los mutantes que caminaban en las cintas de correr, podía escuchar su respiración dificultosa. Engranajes y correas de tierra se quejaban, evidenciando que incluso el trabajo de los mutantes tenía que ser maximizado.

Foro Purple Rose

Página

¿Quién sabía su antiguo nombre? Montgomery tenía que averiguarlo. Podía ver sus pies y un incremento del suelo de hormigón vertido. Él mantuvo su arma en alto mientras empezaba a caminar más adentro del laberinto.

271

Munkar... La voz le atraía para que continuara, más profunda y más fuerte de lo que había sido antes.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

No sabía cómo de lejos llegó a caminar antes de que las luces se iluminaran y luego se apagaran. Estaba rodeado por la niebla plateada. Montgomery sólo esperaba ver lo que le estaba acechando con tiempo suficiente para defenderse.

*****

Era casi demasiado fácil odiar a Ernestine Sinclair. En su ausencia, Lilia se preguntaba si ella había pasado por alto alguna característica redentora del personaje de Ernestine. En su presencia, Lilia estaba demasiado ocupada odiando a Ernestine, para prestar atención. En primer lugar, ella era la hija del fundador del Instituto, Ernest Sinclair, uno de los héroes de acción menos favoritos de Lilia. En segundo lugar, era presidente de la Sociedad, que acababa de terminar su mandato, un trabajo que Lilia estaba convencida de que ninguna persona sensata podría desear. Por ejemplo Blake. Finalmente, ella era una simple y anticuada perra. Inevitablemente, sin embargo, nadie parecía ver esta verdad, excepto Lilia. Ernestine se giró y bloqueó a Lilia con su mirada. A medida que se acercaba más, como un acosador en traje de noche, sonrió. Lilia le devolvió la sonrisa, poniendo un poco más de malicia en su sonrisa. Las barracudas hambrientas no embaucaban con esas sonrisas. Ernestine, como se dio cuenta Lilia, había elegido una esvástica para su tatuaje del tercer ojo, lo que significaba que ella era tanto Sexto Grado como insensible. Lilia sabía que era un símbolo antiguo para el sol y la protección contra el mal de ojo, pero todo el mundo era consciente de que había pasado a la lengua vernácula del simbolismo con una asociación más desagradable. Lilia dijo Ernestine, mostrando la capacidad de su padre para llamar la atención de todo el mundo al alcance del oído . Qué bueno que viniste para hacer una última aparición en un evento de la Sociedad.

Foro Purple Rose

Página

La sonrisa de Ernestine se volvió fina. Sólo puedo suponer que has recibido la revocación oficial de tu beca y que esta será nuestra última oportunidad de vernos la una a la otra.

272

¿Última? ¿Debo tener cuidado con lo que como aquí?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

He venido a presentar el premio rebautizado con el nombre de Gid, y con mucho gusto retiraré mi beca después de que haga eso. Ernestine lanzó su risa gutural, la única que hacía que cada hombre dentro de los veinte pasos mirara en su dirección. Ella se echó a reír, como cuando estaba en el Instituto, cuando las dos mujeres habían vivido en el mismo dormitorio, y Lilia se sorprendió de que no hubiera modernizado ninguno de sus encantos durante todos esos años. Así no es cómo va a ser, Lilia. ¿Por qué no? He venido hasta aquí, especialmente para presentar el premio. Sabías que esa era la razón por la que iba a venir. Lilia, no finjas que no entiendes. Mi padre se habría horrorizado por tu presencia en nuestra conferencia Es un comentario triste para nuestra cultura, en‖general,‖que‖muchas‖personas< Lilia echó un vistazo para puntuar a aquellos individuos a los que Ernestine se refería, como si alguien tuviera alguna duda, simplemente, la posibilidad de obtener un beneficio personal en sus asociaciones con la sociedad. No lo sé dijo Lilia, sirviéndose otra copa de vino . Se podría argumentar que la propia Sociedad fue fundada con el propósito de sacar provecho de las sombras y los mutantes. ¿Qué hay de los contratos de investigación del gobierno? Este fue un comentario algo impopular entre los asistentes. Asegurar el futuro de esos infelices que tienen defectos de nacimiento atribuibles a la exposición a la radiación es una responsabilidad social increpó Ernestina . Pero la manipulación quirúrgica de los sujetos, muchos de los cuales son incapaces de protestar por su destino, eso sí, Lilia, va más allá de los límites. No creo que la alteración quirúrgica menor de niños que ya no son considerados como normales, incluso si lo fueran, sea moralmente más sospechosa que esclavizar a los nacidos con defectos. Lilia tomó un fortalecedor sorbo de vino. Especialmente, desde que esos defectos son el resultado nuestras especies bombardeando para sacar la basura de los otros. En conjunto, no somos inocentes, de ninguna manera. Pero las alteraciones quirúrgicas se realizan por deseo del niño.

Foro Purple Rose

Página

273

Dime, ¿cómo un niño en el útero le protesta a su madre por ser expuesto a la radiación?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia, no es lo mismo. Ernestina estaba impaciente . La importancia de garantizar la defensa de la República está fuera de toda duda, y la nuestra no es cuestionar las decisiones de los que tienen mucha más información. Oh, creo que como ciudadanos, esa es precisamente nuestra obligación. Difícilmente podemos dar argumentos políticos aquí. Lilia sintió que su carácter empezaba a hervir. A diferencia de sus petulantes compañeros, Lilia veía a estos niños alterados todo el tiempo. Ellos aparecían dando esperanzas a los padres, quienes habían hipotecado, claramente, sus almas por la cirugía. Cada uno de los padres estaba desesperado por la oportunidad de ver el futuro de sus hijos asegurados. Joachim empleaba a los niños para realizar trabajos en general, para cuidar de los animales o cocinar, siempre que podía. Lo cual no era todo el tiempo. Lilia trató de no pensar en lo sucedido a aquellos a los que él les había dado la espalda. Ella no siempre tenía éxito. Ernestine sonrió con su desagradable sonrisa. Tal vez deberíamos haberte invitado como invitada especial por otra razón de este año, Lilia, dada tu reciente infamia. Lilia había tenido un mal presentimiento. Simplemente podría haberse debido al veneno que destilaba del tono de Ernestine. No sé de lo que estás hablando. Ernestine sonrió y levantó un solo dedo. Su gesto provocó la repentina aparición del fotógrafo oficial de Armaros y Baraqiel, los ángeles mutantes de Lilia. Ángeles. Ellos llenaban la pantalla de la pared con su brillante gloria, su sonrisa radiante al menos tenía que medir unos buenos diez pies de ancho. La sala se quedó en silencio. Lilia tuvo que pensar que era impresionante. Parece como si estuvieras orgullosa de esta mentira

siseó Ernestine.

Me alegro de que nosotras no vayamos a pretender que este pequeño intercambio es sobre el circo o los niños alterados quirúrgicamente.

Foro Purple Rose

Página

Permítanme que te presente a los ángeles dijo Lilia, dejando que sus palabras llenaran el ambiente . Dos personas que me convencieron para que me uniera al circo a principios de este año.

274

Tú‖eres‖la‖única‖que‖est{‖falseando<


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Un murmullo atravesó la multitud y Rhys Ibn Ali apuntaló con la mirada a Lilia. Por favor, refiérete a ellos por sus números de de mutante asignados Ernestine. Ellos no tienen ninguno. Armaros y Baraqiel.

Lilia decidió presionarla

estalló

. Tienen nombres. Son

La desaprobación rodó por la sala como una marea oscura. ¡Nombres! escupió Ernestina, alzando la voz para que llegará a los rincones del salón de baile . Se prohíbe que los mutantes posean nombres, según el código de la ley, al igual que está prohibido que un Darwinista Nuclear pueda encontrar una nueva mutación y no entregue la muestra al laboratorio del Instituto. Los ángeles no son una nueva mutación. Hemos estado hablando acerca de ellos durante miles de años. ¡No son ángeles! Lilia se volvió hacia la imagen.

Parecen ángeles para mí.

Ernestine explotó. Cualquiera podría decir que la probabilidad estadística de una mutación compleja es casi tan alta, como el resultado de exposición a la radiación, es infinitamente pequeño... Treinta y tres millones y medio a uno en contra. El silencio llenó el salón de baile. Lilia tenía su atención. Ella podría arreglarse con eso.

Foro Purple Rose

Página

Lilia hizo una pausa para tener el efecto deseado. Sé sobre esto, pero no porque yo destaque en el cálculo de las probabilidades estadísticas, de hecho, soy pésima en ello. ―Se rieron ante la admisión . Lo sé porque mi difunto esposo, Gideon Fitzgerald, podía calcular las probabilidades de cualquier cosa, con nueve decimales, en su cabeza. Cuando encontré a Armaros y Baraqiel, Gid y yo tuvimos nuestra primera discusión. Él se mostró escéptico, tal vez incluso

275

Lilia se dirigió hacia la pantalla, a sabiendas de que los amplificadores estarían incorporados en el techo allí. Que un feto alado naciera con vida y sobreviviera hasta la edad adulta, duplica las probabilidades en contra. Eso sería dos mutaciones muy cerca una de la otra, ambos madurarían a la edad adulta y al mismo tiempo evitarían ser capturados por la Sociedad durante esos años de desarrollo, y eso está más allá de la capacidad para el cálculo estadístico.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

más escéptico que ustedes, y él me contó la justificación matemática para su respuesta. Calculó que las probabilidades eran menores de uno a setenta y seis millones. Lo que sólo demuestra que son quirúrgicamente modificados insistió Ernestine . Todos sabemos de la exactitud de los cálculos de Gideon Fitzgerald. No, no prueba nada replicó Lilia . La probabilidad es, abrumadoramente, en contra de cualquier persona que intente encontrar un par de mutantes que se adapten a nuestra descripción mística de los ángeles, pero todavía no es imposible. Improbable, pero no imposible. De hecho, eso es exactamente lo que sucedió: los informes de laboratorio demuestran que es posible. Los informes de laboratorio puede ser adaptados para proar algo Ernestine . ¿Cómo de crédulos crees que somos?

insistió

Lilia estudió al grupo con frialdad. Tal vez me perdí algo de mi entrenamiento, pero siempre creí que un Darwinista Nuclear de reputación observa todos los datos antes de tomar una decisión. Me enseñaron que una mente abierta es el activo más importante de un científico inteligente. Deja que te muestre los resultados de la prueba. Ernestina se echó a reír. ¡No tenemos necesidad de ver los informes de laboratorio que compraste para apoyar esta afirmación! Ni siquiera les daría credibilidad sin pedir que pudiera examinarlos por mí misma. Hubo murmullos de asentimiento de la multitud . Tenemos una reputación que proteger ¿Dónde dice que lo sabemos todo? exigió Lilia . Los niveles de radiación en la atmósfera de este planeta aumentan casi a diario, todos sabemos que eso significa que los seres humanos estamos expuestos a una constante y una barrera cada vez mayor de la radiactividad. Yo no creo que ninguno de nosotros pueda decir dónde, o si, el proceso de nuestra especie de mutación va a terminar. Hizo una pausa para respirar. Todos nosotros somos conejillos de indias, niños y niñas, en el mayor experimento biológico de todos los tiempos.

Foro Purple Rose

Página

¿O sería quemada por ello?

276

Oh, eso fue una declaración popular. Parecía ser una buena oportunidad para que Lilia fuera a ser lapidada por herejía.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Y ahora dijo, volviéndose hacia la pantalla . Ahora, los ángeles han llegado. Tal vez el reverendo Billie Jo Estevez tiene razón y ellos han traído un mensaje a nuestra especie. ¿No crees que deberíamos preguntarnos qué es, en lugar de cortarles en pedazos pequeños para ver de lo que están hecho realmente? Entonces la sala estalló en gritos de ira y reproches. Ella levantó su voz con desafío. Mira a sus ojos y dime que ellos no sabrían la diferencia si tú los hubieras sometido a investigación. El ambiente en el salón de baile se tensó. Ernestine apuntaló con la mirada a Lilia. dientes.

¿Orgullosa de ti misma?

dijo entre

Más o menos, sí dijo Lilia y aceptó otra copa de vino de un camarero que, obviamente, apreciaba su licra negra. Tu propio marido, Gideon, te denunció formalmente al comité de revisión de la Sociedad, Lilia. La persona que te conocía mejor que nadie, creía que estabas mintiendo sobre esto. Es por eso que se decidió que no eras la persona adecuada para presentar el premio rebautizado en su honor. Es suficiente dijo Lilia , quiero que los gastos de la conferencia y los del viaje me sean reembolsados, ya que me invitó aquí bajo falsas pretensiones. Quiero que mi factura de hotel sea pagada. Quiero que mis cuotas de la beca de este año me sean devueltas y quiero mi arma de vuelta. Los ojos de Ernestine se estrecharon. Lilia fingió pensar en ello.

¿Eso es todo?

Creo que sí.

Entonces, haz una parada en la mesa de registro y ten tu ID puesta al día. Tu designación profesional ha sido removida de tu archivo. Y mis creds me serán devueltos a mi cuenta. Ernestine se burló.

Debería haber sabido lo que serían los creds para ti.

Foro Purple Rose

Página

Con eso, Lilia salió del salón de baile del hotel, sintiéndose más ligera sobre sus pies de lo que se había sentido en años. La Sociedad de los Darwinistas Nucleares, después de todo, no era un club al que, realmente, hubiera tenido muchas ganas de pertenecer.

277

Lilia sonrió. Debería haber sabido que eras malvada, desde lo más profundo de tu corazón. Lo que es realmente triste es que me podría pasar toda la eternidad en tu compañía en el infierno. Apuró su vaso y lo puso sobre la bandeja de un camarero que pasaba en ese momento . Estoy pensando que debería reformar mi camino, antes de que sea demasiado tarde.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

XVII Traducido por Bautiston Corregido por kuami

―B

ienvenido Munkar. ―Era la misma voz que los había llamado en la sala Montgomery, a la vez en todas partes y en ninguna parte―. De alguna manera sabía que responderías a mi llamada. ―La‖voz‖era‖profunda‖y‖oscura,‖una‖voz‖vieja‖y‖estropeada,‖y‖la‖vez‖tan‖suave‖ como una serpiente. Era masculina y seductora. Eterna y antigua. Montgomery comprendió que había sido convocado por el ángel más oscuro de todos. Lucifer. ―Sí, ―asintió‖la‖voz‖con‖facilidad―.‖¿Quién‖podría‖haber‖previsto‖que‖tú‖y‖yo‖ nos‖reuniríamos?‖Nuestros‖equipos‖no‖se‖mezclan‖mucho.‖―La‖voz‖se rió entre dientes―. Pero entonces, esto es exquisito para Lilia, que no parece estar aliada con ningún equipo. Ante la mención del nombre de Lilia, Montgomery recordó la sensación de ella contra él. Se imaginó su piel bajo sus manos, su boca debajo de la suya, su aliento contra su garganta. Sintió que su erección hacia un esfuerzo contra su bragueta. Su‖compañero‖se‖echó‖a‖reír.‖―¡Perfecto!‖Eso‖es‖precisamente‖lo‖que‖necesitaba.‖ Qué capacidad que tienes, Munkar, para acomodarte a mis deseos. Montgomery pudo distinguir una sombra luego, una silueta de un hombre contra la niebla. Parecía estar sólo a una Doc.ena de pasos por delante de Montgomery, aunque era difícil estar seguro. La sombra era solo un tono más oscuro que el plateado de la niebla y se volvía menos clara si la miraba ―¿Quién‖eres‖tú?―‖Montgomery‖le‖preguntó,‖aunque‖creía‖que‖sabía. ―Eso‖no‖es‖una‖pregunta‖f{cil‖de‖responder.‖Tal vez deberías probar con otra.

Montgomery pensó en Lilia de nuevo. Era como si la niebla agitara su pasión y manipulara sus pensamientos. Él estuvo tentado en disparar y hacer las

Foro Purple Rose

Página

―Concéntrate, Munkar. Todos nos beneficiamos cuando las preguntas tienen un objetivo determinado. Todos queremos tantas cosas, ¿no?

278

―¿Qué‖quieres?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

preguntas después, pero no estaba seguro de donde exactamente estaba su contrincante. Si iba a disparar, quería que el disparo no‖errara.‖―¿Qué‖quieres‖ de mí? ―¡Bien‖ hecho!‖ Hay‖ una gran lista verdaderamente, por supuesto, pero hemos tenido un comienzo admirable. ―¿En‖qué? ―El‖deseo. Montgomery casi sintió el suspiro de las palabras exhaladas atravesar su carne. Podría haber sido una caricia, una que le agitó aún más. Montgomery dio un paso atrás. ―Preferiblemente‖deseo‖ilícito.‖Tal‖vez‖deberíamos‖llamarlo‖lujuria. ―No‖sé‖lo‖que‖quieres‖decir. ―Pero‖Montgomery lo sabía muy bien. ―¿Cu{l‖ es‖ el‖ punto‖ de‖ caer,‖ Munkar,‖ si‖ no‖ disfrutas‖ de‖ los‖ beneficios‖ terrenales? ―esa‖voz‖susurrante―. ¿Por qué hacer tanto sacrificio y recibir tan poco a cambio? No tengo que ser el único que te dirá que los placeres de la carne son muy subestimados por la multitud celestial. ―¿De qué estás hablando? ―Cuando‖cometes‖el‖pecado‖de‖la‖lujuria,‖Munkar,‖alimentas‖mi‖manifestación.‖ Los siete pecados capitales son buenos para mí, por supuesto, pero la lujuria es mi favorito. ¿Y el tuyo? ―No‖podría‖decirlo. ―¿Quieres‖ decir‖ que‖ no‖ vas‖ a‖ decirlo.‖ Puedo‖ enseñarte‖ acerca‖ del‖ placer,‖ Munkar, enseñarte cosas que nunca has soñado conocer. Él se paseó cerca, mostrando más substancia con cada paso. ―¿Por‖qué‖haces‖eso? ―Por‖el‖gusto de hacerlo, por supuesto.

Foro Purple Rose

Página

Su compañero silbo brevemente antes de continuar con su persuasivo argumento.‖―¿Tienes‖compañía‖humana‖ahora,‖Munkar?‖Yo pienso que sí.

279

―Para‖servir‖a‖tus‖propios‖fines,‖supongo.‖La‖lujuria‖alimenta‖tu‖manifestación,‖ ya que no tienes una forma propia, ―dijo‖ Montgomery‖ adivinando,‖ medio‖ recordando‖ una‖ historia‖ que‖ le‖ habían‖ contado‖ hace‖ mucho‖ tiempo―. El ser echado a las tinieblas significa que no puedes tomar la carne, no realmente, y la ganancia de poder sólo se da cuando se alimentan de maldad. Maldad humana.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Su‖voz‖se‖convirtió‖en‖un‖susurro.‖―¿Por‖qué‖no‖te‖vas‖en‖secreto‖lejos‖de‖aquí‖ con Lilia durante una semana o dos, y satisfaces todos tus deseos? Olvídate del resto del mundo y sus problemas. El cuerpo de Montgomery respondió con previsible entusiasmo ante la idea, aunque‖sabía‖que‖lo‖que‖buscaba‖el‖{ngel‖oscuro‖era‖distraerlo.‖―Tengo‖cosas‖ que hacer. La‖voz‖disminuyo.‖―Yo‖sé‖que‖la‖probaste‖una‖vez.‖¿Cu{ntas‖veces‖tuviste‖que‖ saciarte solo? ¿Es eso posible? Piensa en esos labios, esos pechos... Montgomery encontró eso demasiado fácil de hacer. ―¡Perfecto!―‖Su‖adversario se echó a reír, una rica y saltarina risa, y salió de la capa protectora de la niebla. Estaba desnudo y negro, tan negro que su piel podría haber sido tallada en ébano. Él era musculoso y dotado de una radiación determinada, un resplandor oscuro opalescente que recordó a Montgomery la niebla. Tenía presencia y Montgomery podía sentir el peso de su mirada. Se movía con total confianza, sin problemas por su desnudez, y tenía una erección de gran tamaño. El‖ mismo‖ Lucifer,‖ emperador‖ de‖ toda‖ oscura‖ tentación.‖ ―Sí, ―el‖ {ngel‖ de‖ la‖ oscuridad,‖dijo―. Mi momento ha llegado. Fue entonces cuando Montgomery entendió lo que estaba mal en su relación con Lilia, el tiempo que la vio como un objeto de deseo, mientras sintiera lujuria, nunca estaría satisfecho con su vida sexual. Con la lujuria, sólo sirvió a este príncipe, el Príncipe de las Tinieblas. Sacrificó el brillo y la gloria de su ser por el placer terrenal vacío. Pero si amaba a Lilia, todo eso cambiaría. El amor era la expresión de lo divino, el amor era lo que hacía que todo valiera la pena, lo que hacia todos los actos sagrados. Y sería tan fácil amar a Lilia. ―Debes‖ haber‖ sido‖ majestuoso,‖ una‖ vez,‖ ―dijo Montgomery, al verlo como una sombra de su antiguo ser. De modo despectivo, Lucifer desplegó sus alas. Eran enormes y gruesas, como las alas de un murciélago, y se extendía hasta rozar la azotea de las zonas inferiores.‖¿Extrañas‖las‖tuyas?‖―preguntó con sorna, inclinándose más cerca―.‖ Puedes unirte a mí, Munkar. Puedo devolverte todo lo que has perdido y más. Podríamos mandar juntos...

Foro Purple Rose

Página

―Voy‖a‖gobernar‖ la‖tierra‖ y‖la‖ República,‖muy‖pronto,‖ ―respondió Lucifer―. El momento ha llegado, o ¿se olvidaron de decírtelo cuando partiste como voluntario? Llegaste demasiado tarde, Munkar, todo está en curso. Tengo el

280

Estaba fuera de discusión.‖―Nunca‖debes‖descartar‖nada.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

plan perfecto y el candidato que hará que todo sea posible―.‖ Él‖ se‖ acercó‖ y‖ susurró―. ¿Por qué no unirse al equipo que será triunfador? ―Nunca‖es‖demasiado‖tarde,‖―insistió Montgomery. Lucifer‖ se‖ rió‖ de‖ esta‖ esperanza‖ desafiante.‖ ―El‖ Apocalipsis‖ de‖ San Juan, capítulo 9. ¿Lo conoces? Montgomery negó con la cabeza. Raquel le había dado una Biblia para estudiar, pero la mezcla de especulación, la desinformación, y la verdad le había estado consumiendo demasiado tiempo para que estudiara en profundidad hasta ahora. Su contrincante oscuro‖se‖aclaró‖la‖garganta‖y‖se‖puso‖en‖pose‖para‖recitar.‖―Ví‖ una estrella que había caído del cielo a la tierra, y el tenia la llave del pozo del abismo. ―Sonrió‖ e‖ hizo‖ un‖ gesto‖ a‖ las‖ zonas‖ inferiores―. Aquí estamos, Munkar. ¿Qué has hecho con la llave? ―No‖hay‖una‖simple‖llave‖para‖las zonas inferiores. ―Estoy‖hablando‖metafóricamente,‖por‖supuesto.‖Y‖hay una sola llave. Incluso sé su nombre. ―Se‖inclinó‖m{s‖cerca,‖el‖aliento‖tan‖oscuro‖como‖el‖azufre―. Su nombre es Dalila. ¿Dónde está la hija de Lilia? Montgomery disparó directamente al corazón del espectro delante de él. Realizo tres disparos en rápida sucesión, que golpearon a través del Ángel de la Oscuridad, sobre su derecha. Una ráfaga pego en un tubo detrás de Lucifer, que estalló con un chisporroteo y empezó a lanzar vapor en las Zonas Inferiores. Montgomery sintió en el aire que estaba comenzando un incendio, a continuación, una caldera explotó. Sus tres disparos habían destrozado la infraestructura, pero habían dejado al Ángel oscuro ileso. Él no había tomado drogas. Todavía. Lucifer,‖por‖su‖parte,‖se‖echó‖a‖reír.‖―Escucha‖y‖aprende,‖Munkar.‖Mi‖triunfo es inminente y puedes ser parte de ello. Envíame a la niña y te sentaras a mi derecha. Vamos a gobernar juntos. ―Él se acercó de nuevo―. Es una oferta que serías un tonto de rechazarla.

El Diablo quería que cambiara de bando.

Foro Purple Rose

Página

Las luces volvieron a encenderse, y sonó una alarma. Él metió su arma de nuevo en su funda y corrió en dirección opuesta al de Respuesta a Emergencias.

281

―¡Mentiroso! ―Montgomery‖gritó,‖pero‖él‖estaba‖solo‖en‖las‖zonas inferiores.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

¿Querría decir esto que estuvo a punto de frustrar algo? Montgomery se dirigió rumbo a Breisach y Turner, esperando poder descubrir lo que Rachel sabía. Antes de que fuera demasiado tarde.

*****

Un esbirro se encontró con Lilia en el vestíbulo e insistió en quitarle la credencial profesional de su identificación. Ella inclinó la cabeza hacia la obra, hirviendo todo el tiempo. Por lo menos se veía fabulosa. Era un alivio sorprendente que la mentira terminara, porque realmente había sido Gid quien se había graduado summa cum laude dos veces, no Lilia. Y no podía borrar sus tatuajes. La satisfacción de Lilia se desvaneció cuando llegó a la recepción, porque el tío de seguridad no le devolvería su arma. Ella no estaba mirando para todos lados y esas eran las reglas por las que él vivía. Así que se fue a Breisach y Turner desarmada. Se sentía como si fuera desnuda. ¿Qué podría haber hecho el viaje más interesante? Lilia debía de parecer peligrosa de todos modos, ella estaba muy irritada, porque nadie se metido con ella y el toque de queda ya había pasado. Tal vez los buenos ciudadanos de Nuevo Gotham no eran tan valientes. Tal vez las pocas personas que se encontraban en las calles detectaban los problemas que emanaba el cuerpo de Lilia y que dispersaba a su paso. El área alrededor de las oficinas de Breisach y Turner estaba tranquila. Lilia podía ver las luces en las ventanas de los pisos superiores de edificios, apartamentos, y en las fachadas de las tiendas, y la silueta de vez en cuando de alguien se mueve detrás de las persianas.

Foro Purple Rose

Página

Lilia se deslizó por encima del umbral del edificio, actuando como si tuviera todo el derecho a estar allí. Una vez dentro, ella escuchó. El edificio estaba en silencio. Lilia se alegró de la luna, un viejo aliado de bienvenida. Podía ver las escaleras y la miró vagamente, sintiendo un poco de temor.

282

La puerta principal del edificio estaba cerrada con llave y las luces estaban apagadas. La luz de la luna se filtraba por las ventanas de la entrada y se deslizaba para pintar un trozo de plata en el suelo del vestíbulo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Llegó al segundo piso y se detuvo, pero sólo oyó los sonidos desde el exterior. Un gato maulló, alguien le gritó y escucho algo roto. Lilia respiró hondo, se dijo que era perfectamente seguro, y también reconoció que se estaba mintiendo. De todos modos, se fue por el pasillo hasta Breisach y Turner. La puerta estaba cerrada con llave. Pero no había testigos. Lilia puso su anillo de bodas en el dedo índice y rompió el cristal de la puerta con un golpe rápido. Los fragmentos tintineaban en el piso. Lilia apuro el ritmo, sólo en caso de que hubiera una alarma silenciosa. Puso su anillo donde pertenecía, envolvió su bufanda alrededor de su mano, paso a través del cristal, y abrió el cerrojo. Fue directamente desde la zona de recepción a la oficina donde la recepcionista mutante se asomó por la ventana. La luz de la luna brillaba intensamente, lo suficiente para dejarla ver formas tenues a través de las persianas. Lilia había esperado ver un escritorio manchado de tinta, como el de Montgomery, pero sin suerte. Había una mesa en la sala que parecía como si fuera de madera. Madera. Debía haber costado una fortuna. No tenía cajones, no muestrarios, sin alimentación eléctrica. El edificio estaba empezando a sentirse como un museo para Lilia. Una de las paredes estaba completamente llena de armarios metálicos, cada uno de ellos tenía cuatro puertas, una al lado de la otra. Era sin gracia y de gran volumen y bastante profundos. Lilia no tenía idea de que podrían ser o por qué alguien se tomaría la molestia de fabricar algo tan horrible. Por no hablar de que había toda una fila de ellos. Había una pequeña caja blanca sobre la parte superior del último armario. Cuando Lilia entrecerró los ojos, se dio cuenta de que tenía una etiqueta de algún‖tipo.‖Ella‖podía‖ver‖escrito‖a‖mano‖―A-Armisticio. El‖inmediatamente‖por‖debajo‖de‖ello‖―Armstrong-Berkshire.

Foro Purple Rose

Página

En realidad los había llamado "un recuerdo de la burguesía victoriana, de sus aspiraciones sociales y el cultivo de las apariencias". Cuando Lilia se había quejado, había sido invitada a mirar hacia arriba todo lo que ella quería saber en las áreas de acceso público de bancos de datos de la República, de preferencia en la biblioteca pública, donde la conexión era rápida, gratuita, y anónima.

283

Y así fue, siguiendo uno tras otros, recordándole a Lilia ese viejo juego de volúmenes de enciclopedia que alguien había tratado de vender a su madre. Lilia y su madre había tenido una gran pelea por ellos: Lilia había estado fascinado por la imitación de cuero y las páginas de fino papel, pero su madre los había llamado una pérdida de dinero.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Había una ficha de metal al lado de la manija en cada cajón. No había que ser un genio para darse cuenta de que se trataba de una cerradura de algún tipo. Lilia lo presiono, tiro del mango y un cajón enorme se lanzó hacia ella. Ella gritó y se agachó mientras ruidosamente el cajón se abría sobre su cabeza. Por último, se sacudió a una parada, pudiendo ver su profundidad. Era evidente que tenia ruedas y era lo suficientemente pesado como para tener un impulso propio. El cajón estaba repleto de archivos, archivos de papel. Esto dejo fría a Lilia. Pasó los dedos con asombro, mirando por encima del conjunto de cajones y tratando de imaginar la cantidad de papel que habría aquí. Esto también valdría una fortuna. La única vez que había visto papel, hojas reales hechas de fibra de madera comprimida, había sido cuando ella había visto esa enciclopedia. No pensó en el envío y transporte, tal vez los socios de Breisach y Turner se había retirado. Podrían vender este trabajo y comprarse una isla tropical. Tal vez dos, y sus retiros de lujo. Sin embargo, el papel todavía estaba aquí, por lo tanto no había sido vendido. Tal vez lo que estaba escrito en él era importante. Lilia sacó un archivo y lo abrió, manteniendo la digitación de la esquina con reverencia. Llevó el archivo a la ventana, la escritura era pequeña y leyó un poco. Era un fichero de clientes de Fabricaciones Armstrong, lleno de Documentos de embarque, facturas y recibos. El hecho de que los Documentos fuera en papel le dijo a Lilia que eran viejos, y de hecho, estaban todos fechados en la década del 2040. Si esos Documentos se habían guardados significaba que los datos probablemente no habían sido procesados electrónicamente. Lilia se detuvo. Y eso significaba que toda la información que estaba aquí no estaba en los bancos de datos de la República. Su pulso saltó. El papel triunfó sobre los bytes. Esto era información perdida, o información que la República ni siquiera sabía que existía.

Foro Purple Rose

Página

Pero había miles de Documentos, cientos de archivos, y era una pérdida de tiempo.

284

Ella supo entonces que en algún lugar de este conjunto de archivos estaría la poca información que Gid había querido encontrar, la parte que la recepcionista había defendiendo, la parte que había condenado a ambos.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Un rápido vistazo reveló que cada cajón estaba lleno, dispuestos en forma ordenada. Lilia recorrió otra de las oficinas, sólo para asegurarse de que el problema no era más grande. Esa habitación contenía sólo una silla y una mesa similar a la de la primera oficina. Volviendo a los archivos, Lilia miró por los de Breisach y Turner, pero no encontró el archivo. Nuevo Gotham Circus no tenía ningún archivo, ni su titular Stevia Fergusson, a pesar de que había sido una posibilidad muy remota. Gideon Fitzgerald no tenía un archivo y tampoco Lilia Desjardins. Y654892 no había ningún archivo. La madre de Lilia no tenía ningún archivo. Tampoco NGPD. Adam Montgomery no tenía un archivo. Lilia incluso comprobó Armaros y Baraqiel. No tuvo suerte. Gid había muerto en la ciudad vieja. Probó con Gotham, la Plaza Rockefeller, incluso Prometeo. Ángel. Satanás. Lucifer. Dios. Nada. Estos archivos estaban dejando fuera a Lilia. Ella quería un buen motor de búsqueda pero no tenia uno. Se apoyó contra la pared y miró a la luna. Parecía una cabeza, su forma difusa a través del filtro de las persianas. Alguien había enviado algo desde alguna parte, hace años, y el expediente estaba aquí. ¿Qué había sido enviado que pudiera ser lo suficientemente importante como para asesinar a Gid? La luna rodó por el cielo sobre su cabeza y Lilia la miró, deseando que su vieja amiga pudiera decirle la respuesta. La luna había estado aquí. Debe de haber sido testigo. ¿Qué se supone que hace un hombre en la luna? La luna era redonda. Y de un color amarillento. Lilia chasqueó los dedos y se dirigió a los archivadores, buscando el cajón 5, para la Sociedad de los Darwinistas Nucleares. La luna era casi como una naranja. Orville de Orange y el programa de la Sociedad "Cura de Sol" se había puesto en marcha en 2040, el que fue menos relevante que el hecho de que alguien tenía que mover las naranjas cada año.

Foro Purple Rose

Página

La Sociedad de los Darwinistas Nucleares, efectivamente, tenía un archivo en Breisach y Turner. Lilia arrancó el cajón hacia fuera, apenas capaz de mantener los dedos alrededor de él porque era muy gordo. Décadas de naranjas, adivinó, ninguno de los cuales podría tener algo que ver con nada.

285

Para agilizar y enviar, por así decirlo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Cerró el cajón, preparándose para una noche emocionante de la lectura. Lilia no podía robar los datos, ya que no habían sido digitalizados. Tendría que descubrir si había algo que valiera la pena leer aquí a la manera antigua y lenta. ¿Aquí? No podía robar el archivo, ¿podía? Realmente no había bromeado con Ernestina acerca de cambiar su propio juego, el robo sin duda iba en contra de la ley. Pero entonces, ¿quién podría saberlo? La recepcionista estaba muerta. ¿Los señores Breisach y Turner revisaban sus archivos de papel? Ella estaba debatiendo los méritos de la lectura en la oficina, en un ataque inusual de conciencia, cuando oyó la puerta de entrada a la oficina abriéndose. Lilia se paralizó, estrechando el archivo contra su pecho. Tal vez ella no había oído nada realmente. Contuvo el aliento, siempre optimista. Pero no. Un halo de luz atravesó el suelo de la oficina exterior, y a continuación, se extinguió. Lilia todavía podría estar en la oscuridad, pero claramente no estaba sola. Lilia se metió entre las sombras detrás de la puerta del despacho cuando el visitante la abrió más ampliamente. Tal vez fuese capaz de saltar más allá de la entrada y correr antes de que él o ella fueran conscientes de su presencia. Lilia apretó la espalda contra la pared, agarró el archivo, y esperó. Cerró la puerta al corredor exterior en silencio, pero él no había salido. Lilia escuchó su bota pisar sobre el cristal roto. Lo escuchó respirar tranquilamente por ahí, esperando y escuchando, como si también sospechara que no estaba solo. Ella tuvo que esforzar sus oídos para oír sus pasos cautelosos en la oficina exterior. Eso significaba que estaba tratando con un profesional experimentado, un ladrón que a la vez estaba armado y peligroso. Alguien que debería haber sido capaz de escuchar latidos del corazón de Lilia.

Foro Purple Rose

Página

Él no avanzó mucho en la habitación, lo que no dio a Lilia ninguna oportunidad de hacer una carrera. Esperó, tratando de no tener un paro cardíaco en el proceso.

286

Sentía su presencia cada vez más cerca, lo olía más que oírlo. Ella sintió que miraba en la otra oficina, a continuación, se puso rígida cuando se acercó a la que ella ocupaba. Lilia vio su sombra a través de la grieta entre la puerta y el marco, un trozo pequeño de la oscuridad que entró en la oficina.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Su luz se encendió y ella se asomó por la puerta a tiempo para ver cómo miraba los archivadores. ―Papel,‖―murmuró―. Brillante. Lilia casi se desmayó cuando reconoció su voz. Ojo por ojo, pensó. Se vengaría de él por haberla asustado de esa manera. ―Tendrías‖ m{s‖ encanto,‖ Montgomery,‖ si‖ no‖ trataras‖ de‖ asustarme‖ en todo momento. Montgomery estuvo a punto de atravesar el techo. Giró la linterna alrededor y Lilia levantó una mano para bloquear la luz delante de su cara. Él juró de manera tan elocuente, y no pudo dejar de sonreír. Estaba en la forma de gemelo maligno, que hizo disparar su corazón. ―Te‖tengo,‖―dijo. Montgomery era mejor, sin embargo. Él se abalanzó, la agarró contra su pecho, y la besó como si nunca se fuera a detener. Funcionó para Lilia. Funcionó muy bien. ―¿Qué‖ diablos‖ est{s‖ haciendo‖ aquí? ―Montgomery‖ preguntó un largo momentos más tarde―.‖Pensé que te estabas quedando fuera de los problemas. Lilia llevaba un traje de noche negro, acabado con el pelo recogido. Incluso sin infringir del código de S & D, ella era la mujer más sexy que había visto nunca. Y la besó como si quisiera comerla viva. ―Tuve‖ una‖ recaída,‖ ―dijo ella, dándole una sonrisa pícara―. Y podría preguntar lo mismo, ya sabes. ―Es‖parte de una investigación oficial. ―Yo‖ no‖ lo‖ creo.‖ Tú me dijiste que no había ninguna investigación sobre la muerte de la secretaria, porque ella era una mutante. ―Tal‖vez‖eso‖ha‖cambiado.

Foro Purple Rose

Página

Y tal vez era mejor así. Después de su examen físico al día siguiente, él no sería capaz de ayudarla en todo. Montgomery trató de no preocuparse por eso.

287

Ella lo miró, llena de alegría y picardía, y el alivio hizo a su corazón dar un vuelco. El sistema seguía alimentándolo con razones para detenerla, alguien en la sociedad la estaba buscando, y ella estaba bien. Él no debería haberse sorprendido de que Lilia se hubiese protegido, lo había estado haciendo durante algún tiempo.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿Y eso sería por qué has olvidado el localizador de la República? ―bromeó. ―Tuvieron‖ que‖ sacarlo‖ al‖ principio‖ de‖ mi‖ turno‖ para‖ evaluar‖ por‖ qué‖ no‖ est{‖ funcionando. Creo que el ángel de fuego creó un cortocircuito. ―Él no le dijo que había trabajado su último turno. ―Van‖ a‖ pensar‖ que‖ est{s‖ mirando‖ a‖ un‖ arma‖ nuclear. ―Lilia‖ le‖ miró‖ con‖ un‖ brillo en sus ojos. Se dio cuenta de que ella se aferraba a un grueso archivo de papel―. Por lo tanto, el Sr. Straight y Narrow, ¿tienen una orden para esta investigación oficial? ―Eso no importa. Abrió los ojos‖como‖platos.‖―¿Están los policías autorizados para entrar en las oficinas privadas en Nuevo Gotham cuando les da la gana? ―Yo‖iba‖a‖llamar,‖pero‖la‖puerta‖ya‖estaba‖abierta.‖Estoy‖investigando. ―¿Y‖qué‖encontraste? Él‖sonrió.‖―Una‖ciudadana‖con‖talento‖para‖encontrar‖problemas. Ella‖le‖devolvió‖la‖sonrisa,‖despreocupada‖por‖su‖evaluación.‖―Es‖un‖regalo. Montgomery se puso serio. Ella estaba en una situación grave, que se estaba agravando más. Necesitaba estar seguro de que ella sabía lo malo que era. ―Tengo‖que‖hacerte‖una‖pregunta. ―Eso‖suena‖de‖mal‖agüero. ―¿Qué‖pasó‖con‖tu‖hijo,‖Lil? Ella‖ dio‖ un‖ paso‖ atr{s‖ y‖ vio‖ la‖ cautela‖ en‖ sus‖ ojos.‖ ―No‖ sé‖ de‖ qué estás hablando, ―dijo ella, pero podía oír la mentira en su voz. ―Tuviste‖un‖hijo‖mutante.‖Esta‖en‖tu‖archivo. Te dije demasiado el otro día. ���Lo‖pasado‖es‖pasado... Quería‖sacudirla.‖―No,‖Lil.‖Una‖persona‖poderosa‖ha‖puesto‖ese‖detalle‖en‖un‖ nivel accesible de tu archivo, probablemente para desacreditarte, sin duda afectar a tu futuro. El‖miedo‖brilló‖en‖sus‖ojos.‖―No‖te‖creo.‖Prometí< ―Entonces‖ alguien‖ mintió,‖ o‖ cambiaron‖ de‖ opinión. ―Se‖ inclinó‖ m{s‖ cerca―. Lo que necesito saber, Lil, ¿es donde está el niño?

Foro Purple Rose

Página

―Eso‖no‖puede‖ser‖verdad.

288

Ella palideció. Podía verlo más aun en‖la‖oscuridad.‖―Muerto,‖―susurró.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Ella comenzó a discutir, pero Montgomery negó con la‖ cabeza.‖ ―No,‖ Lil.‖ La‖ verdad. Tragó saliva y miró hacia otro lado, alejándose de él consternada. Ella se molestó como él lo hubiera notado, a pesar de que lucho para pretender lo contrario. ―Oculto,‖―dijo en voz tan baja que apenas escuchó la palabra. El corazón de Montgomery se apretujo. Había un niño y el mismo diablo estaba buscándolo. No cabía duda‖ de‖ que‖ habría‖ otros.‖ ―A‖ nadie‖ se‖ le‖ oculta en realidad en la República, Lil, ―dijo suavemente―. Sabes eso mejor que yo. ―¡Gid se hizo cargo de él! ―dijo,‖ y‖ luego‖ puso‖ una‖ mano‖ sobre‖ su‖ boca.‖ Vio‖ consternación en sus ojos. ―Eso‖es‖lo‖que‖le‖debías,‖―adivinó él y le dio la espalda. ―Me‖ casé‖ con‖ Gid, porque dijo que me amaba, ―dijo, sus palabras entre dientes―. Y lo demostró. Montgomery sabía que no se imaginaba que ella estaba temblando. Ella respiró hondo,‖giró‖y‖lo‖miró‖a‖los‖ojos‖con‖el‖viejo‖fuego‖conocido‖en‖sus‖ojos.‖―No‖sé‖ dónde está, ―dijo con jactancia de tal manera que tuvo que ser una mentira―. Y no voy a empezar a especular, para nadie. No me importa qué precio tenga que pagar. Ella está a salvo, Gid se aseguró, y no voy a ser la que la ponga en peligro. ¿Qué se necesitaba para ganar la lealtad de Lilia? Ella protegería ese secreto hasta su muerte, él lo pudo ver en cada línea de su cuerpo. Montgomery quedó impresionado por la devoción feroz de Lilia a los que amaba. Se sorprendió por lo mucho que quería estar en su compañía. Él no iba a llegar a ella empujándola a revelar sus secretos. En su lugar, trató de convencerla con una sonrisa. Cruzó los brazos sobre el pecho‖y‖la‖miró,‖dejando‖que‖sus‖labios‖se‖curvaran‖en‖una‖sonrisa.‖―Yo‖voy‖a‖ añadir una anotación para tu archivo, Lil. Ella respondió a su intento de hacer las paces de inmediato, dándole una sonrisa‖por‖su‖lado.‖―¿Puedo‖llegar‖a‖saber‖qué es? ―Estoy‖pensando‖en‖que‖nunca‖debes‖ser‖considerada para el trabajo policial.

Foro Purple Rose

Página

―Dejaste‖la‖puerta‖entreabierta‖y‖sin‖traba,‖la‖reprendió‖con‖suavidad.‖―Toda‖ persona que entrara a lo largo de la sala habría visto eso y sabría que alguien

289

―Acabas‖de‖romper‖mi‖corazón.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

estaba en esas oficinas. ―Le toco la punta de la nariz―. Te pones en peligro con demasiada facilidad. Ella lo miró, luciendo fuerte, sexy‖ y‖ escéptica.‖ ―¿A quién le importa? ―preguntó en voz baja. ―A‖mi‖me‖importa. Vio un destello en sus ojos, lo que podría haber sido una lágrima, pero ella lo limpió.‖ ―Y‖ hay‖ mucha gente paseando por el pasillo frente a las oficinas de Breisach y Turner en medio de la noche. ―Ella‖ sacudió‖ la‖ cabeza‖ con‖ sus‖ palmas‖al‖mismo‖tiempo‖escuchando‖la‖medianoche‖tranquila―. Montgomery, estoy pensando que eso no es un gran riesgo. Ambos se enderezaron por el sonido de pasos en el pasillo exterior.

Foro Purple Rose

Página

290

―Tienes‖razón,‖murmuró‖Montgomery.‖―Tu‖suerte‖te‖ha‖sacado‖de‖apuros.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

XVIII Traducido por Yolit Belikov Corregido por Anelisse

S

ábado, 31 de octubre 2099

―Vuelve,‖ ―dijo‖ Montgomery‖ a‖ través‖ de‖ sus‖ dientes,‖ después‖ apretó‖ a‖ Lilia‖ contra la pared cuando ella no se movió lo suficientemente rápido. Estaban detrás de la puerta pecho a pecho. Lo único que los separaban era la ropa y ese archivo. Incluso el tamaño del archivo era un obstáculo insignificante. Montgomery podía sentir las curvas de Lilia y oler su perfume. Probar un poco de Lilia Desjardins no había sido suficiente. Pensó en Lucifer, en su propia revelación, y supo lo que quería. Todo lo que tenía que hacer era convencer a Lilia. No podía prometerle nada sobre el futuro. Tenía que terminar esta misión para protegerla a ella y a su hija, pero el éxito significaría su propio regreso a los cielos. Y Lilia volvería a estar sola. Así que lo haría. No era una perspectiva tentadora. La puerta externa a las oficinas se abrió, crujiendo levemente en sus bisagras, entonces volvió a cerrarse, los cristales rotos crujieron bajo una bota. Montgomery deslizó su mano por el lado de Lilia buscando su arma. El hubiera preferido no disparar su propia arma otra vez, especialmente en un sitio de investigación asegurado donde él no debía estar. El tejido suave de su traje invitaba a explorar más hubiera sido más elegante.

Más a fondo.

Foro Purple Rose

Página

con ella más lentamente la próxima vez.

291

La mujer tenía un talento para distraerlo. Montgomery decidió hacer el amor


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Él no podía encontrar su arma y ella negó cuidadosamente con la cabeza, como si adivinara lo que pensaba. No podía imaginar que lo hubiera dejado voluntariamente, pero la historia tendría que esperar. Porque Montgomery olía a gasolina. ¿Gasolina? El olor era vagamente familiar e hizo momentáneamente incierta su conclusión. El intruso entró en la oficina donde estaban ocultos. Los cajones de archivos hacían clic mientras los abrían y cerraban, Montgomery temía que el visitante se diera cuenta de que faltaba un archivo. Sin embargo los cajones se abrían demasiado rápido, y el olor a gasolina era cada vez más fuerte. Montgomery se asomo por la puerta. Un hombre con pseudo-piel estaba vertiendo un gran bote de gasolina sobre los archivadores. En cada uno de los cajones que estaban abiertos y salpicaba un poco del líquido en su interior. Una verdadera fortuna había sido invertida en esos archivos, valían una verdadera fortuna directamente. Entonces comprendió. El papel, que tenía la ventaja de llevar datos fuera de los bancos de la Republica, tenía la desventaja de ser inflamable. ¿Qué pasa si Lilia no había agarrado el archivo correcto? No podía correr el riesgo. Montgomery salió de las sombras, su arma tenía como objetivo el corazón del intruso. ―¡Alto! Lilia encendió la linterna de Montgomery e ilumino al intruso. Llevaba un pseudo-piel y un casco cerrado, y era otro anónimo hombre de negro. El intruso se detuvo. ¿Podría haber estado sorprendido por su presencia? Debía de haber visto los vidrios rotos en la puerta exterior, pero entonces quizá no hubiera sido capaz de ver bien con la visera de su casco hacia abajo.

dedos y el pulgar.

Foro Purple Rose

Página

Había algo en su mano, sin embargo era algo pequeño que sostenía entre los

292

Levantó una mano y se movió para colocar más gasolina, luego levanto la otra.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery no podía ver con claridad, pero no confiaba ni una pizca en él. Dio un paso adelante manteniendo el arma sobre el pecho del hombre. ―Baja‖a‖poco‖a‖poco‖la‖lata El intruso la bajo hacia el suelo. Su mano se movió repentinamente, y golpeó algo contra su correa. Había cogido los fósforos y con un golpe, los encendió. En el mismo instante, arrojó la gasolina hasta Montgomery. Montgomery se agachó y la lata chocó ruidosamente contra la pared detrás de él. Demasiado tarde. El intruso arrojo el fosforo encendido en el cajón más cercano y echo a correr. Las llamas se levantaron de un salto con una velocidad sorprendente, devorando con ansias la gasolina. Saltando de inmediato al siguiente cajón. Montgomery apuntó su arma al intruso que huía. ―¡Se‖ est{‖ extendiendo‖ el‖ fuego! ―gritó‖ Lilia,‖ en‖ el‖ mismo‖ momento‖ en‖ que‖ Montgomery se daba cuenta de lo mismo. Soltó una maldición y lo persiguió. El intruso ya estaba en la oficina exterior, corriendo por su libertad. Pateó un cubo de basura detrás de él en el pasillo. Montgomery fue tras él, gritando para que se detuviera, no tuvo ningún efecto evidente. Lástima que quisiera al hombre vivo. El intruso saltó por encima de la barandilla de las escaleras. Montgomery levanto su arma, pensando que todavía podría ser capaz de hacerle daño, pero no tenía una imagen clara antes de que su silueta desapareciera en la oscuridad. La puerta del vestíbulo que daba a la calle se encendió. ―Alguien‖lo‖ver{‖―dijo‖Montgomery,‖colocando‖de‖lado‖su‖arma‖insatisfecho‖ y realmente no muy convencido. Lilia se detuvo detrás de él, con la linterna y el gran archivo. ―No,‖ alguien‖ lo‖ oir{‖ y‖ para‖ el‖ momento‖ en‖ que‖ miren‖ hacia‖ la‖ ventana,‖ nos‖

Sería estúpido salir del edifico por el nivel de la calle.

Foro Purple Rose

Página

Ella estaba en lo cierto.

293

verán


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Sería igualmente estúpido permanecer en el edificio. Había mucho humo en el pasillo, y no había ninguna posibilidad de regresar a las oficinas de Breisach y Turner. La alarma de incendios comenzó a sonar y era sólo momentos antes de que llegaran los bomberos. Lilia no parecía más feliz que Montgomery. ―Habrías‖ podido‖ apenas‖ herirlo,‖ lo‖ sabes,‖ y‖ nos‖ hubieras‖ salvado‖ de‖ un‖ montón de apuros Montgomery la miró de reojo, después comenzó a bajar las escaleras. ―Recuérdame‖poner‖esa‖nota‖en‖tu‖archivo.‖Eres‖una‖mala‖policía. ―Bueno,‖ perdóname‖ por‖ haber dudado sobre tu capacidad de actuación policial‖en‖este‖momento,‖―dijo‖corriendo‖detr{s‖de‖él―.‖Pensé‖que‖no‖sólo‖se‖ trataba de tu desenvoltura, si no de que lo rápido que eras. ¿Qué esperabas Montgomery? ¿Una invitación con una pantalla de mapas con los destinos? ―No‖ pude‖ conseguir‖ un‖ buen‖ tiro‖ ―estaba‖ hablando‖ entre‖ diente,‖ si‖ Lilia‖ hubiera sido más inteligente se hubiera callado. Él sabía que no debería esperar eso. ―No‖me‖gusta‖ser‖portadora‖de‖malas‖noticias,‖pero‖el‖edificio‖est{‖en‖llamas‖y‖ la gasolina es una buena garantía de que las llamas seguirán. Yo no hubiera dejado zonas comunes dañadas antes de detenerme. ―Entonces‖ quiz{s,‖ es‖ una‖ buena‖ idea‖ que‖ tú‖ no‖ tengas‖ arma.‖ ¿Dónde‖ est{‖ de‖ todos modos? ―El‖ personal‖ de‖ seguridad‖ del‖ hotel‖ me‖ la‖ confiscó.‖ ―Ahora‖ estaba‖ gruñendo―.‖Teóricamente‖la‖tendré‖de‖vuelta‖cuando‖este‖fuera. Montgomery se preguntaba qué pasaría si no lo hicieran. Podría imaginárselo. ―No‖ fue‖ la‖ posibilidad‖ de‖ daños‖ al‖ edificio‖ lo‖ que‖ me‖ detuvo,‖ ―dijo‖ él‖ en‖ su‖ lugar―.‖Es‖m{s‖útil‖vivo que muerto ―¿Qué?‖¿Él‖puede‖perseguirnos‖y‖matarnos?

Foro Purple Rose

Página

Ella corrió tras él, agitando la linterna.

294

―Déjalo,‖Lil.‖―Se‖marchó‖por‖las‖escaleras.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Dime,‖¿quién‖podría‖saber‖que‖ violaste‖la‖ley?‖Tú‖ has‖ dicho‖que‖su‖monitor‖ está destruido. No puedo ser comprada, si estas preocupado acerca de mi testimonio en tu contra. Se detuvo frente a ella. ―¿De‖verdad‖crees‖que‖no‖tienen‖una‖función‖de‖impresión‖de‖cada‖arma‖de‖la‖ policía tan pronto como ha sido utilizada? Esa respuesta desconcertó a Lilia. ―No‖ estoy‖ acostumbrada a considerar que la Republica tiene muchas precauciones ―Debes‖ saber‖ m{s‖ que‖ eso.‖ La‖ cosa‖ m{s‖ estúpida‖ que‖ puedes‖ hacer‖ es‖ subestimar a tu oponente. ―¿Así‖que‖ahora‖estoy‖en‖contra‖de‖la‖Republica? ―¿No‖ lo‖ estas‖ siempre?‖ ―Suspiró,‖ en‖ realidad‖ no‖ esperaba, o no necesitaba, una‖ respuesta‖ a‖ eso―.‖ ¿No‖ has‖ oído‖ que‖ los‖ hombres‖ muertos‖ no‖ cuentan‖ cuentos, Lil? Ese hombre sabe algo y viendo como todo el mundo ha terminado muerto, pensé que un informante vivo sería mejor. ―¿Estas‖siendo‖sarc{stico,‖Montgomery? ―Lo‖imagine Ella corrió tras él, y él casi pudo escuchar su pensamiento. ―Ellos‖nunca‖obtendr{n‖la‖impresión‖de‖un‖Arma‖en‖un‖edificio‖quemado ―No‖ te‖ apresures‖ en‖ asumir‖ que‖ todo‖ el‖ edificio‖ se‖ quemara.‖ Siempre‖ hay‖ pedazos y piezas que quedarán. ―¿Y‖ ese pedazo sería encontrado? Vamos, Montgomery, debes tener más suerte que eso. Montgomery no estaba dispuesto a pelear con ella. Las sirenas sonaron en la distancia, acercándose con cada latido del corazón, y Montgomery le dedico una mirada.

había‖ tenido‖ suficiente―.‖ Muévete‖ Lil,‖ no‖ vamos‖ a‖ estar‖ aquí‖ para‖ darle‖ la‖

Foro Purple Rose

Página

signo‖de‖buena‖suerte?‖―Ella‖abrió‖la‖boca‖para‖discutir‖con‖él,‖Montgomery‖ya‖

295

―¿Quedar‖ atrapado en la escena de un incendio internacional podría ser un


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

bienvenida a los bomberos. ¿Ni tan siquiera, la voz de un oficial de la de aplicación de la ley en la comunidad y los testigos de un delito contra la propiedad te ayudaría? En lugar de responder, Montgomery la tomó de la mano y la arrastró por las escaleras de la zona inferior. Montgomery no tenia duda que de ella iba hacer unas cuantas preguntas tan pronto como estuvieran lejos de la escena. Él también tenía un par de preguntas, pero necesitaba encontrar un lugar más privado para hablar. Estaba tan irritado como Lilia, Montgomery había cometido un antiguo error. Había bajado la guardia demasiado pronto. Entraron en las profundidades de la oficina del edificio de las zonas inferiores, fue cuando Montgomery se dio cuenta de su error. Oyó un ruido detrás de él. Un paso. Montgomery giro y vio la silueta de un hombre apuntando a Lilia. Comprendió de inmediato que el intruso solo había cerrado la puerta de la calle, y se había mantenido corriendo por las escaleras. Entonces vio el disparo del arma. Montgomery saltó hacia Lilia, lanzándola detrás de él y poniéndose en medio del disparo. Sintió el tiro en sí mismo. Era demasiado tarde. Sintió un calor abrasador en su hombro derecho, por lo que el disparo le dio en la marca. El golpe lo hizo girar, oyó a Lilia gritar su nombre. Oyó el movimiento del intruso, fuera de la luz en la oscuridad, y soltó una maldición en voz baja. ―¡Al‖suelo!‖―le‖rugió‖a‖Lilia,‖con‖la‖esperanza‖de‖que‖por‖una‖vez‖hiciera‖caso‖ a lo que él decía. Disparo después a su atacante, disparando a ciegas en las zonas inferiores. Un segundo golpe parecía venir de la nada. Rozó su espalda a la altura del hombro, dejando un rastro de llamas. Montgomery cayó pesadamente sobre una rodilla, luchando como un borracho para mantenerse en pie. El tercer

estaba frio bajo su mejilla. Una acogida agradable por los daños causados por

Foro Purple Rose

Página

Sintió el calor de su propia sangre. El piso de concreto de las zonas inferiores

296

disparo rozó la sien y él cayó al suelo, desorientado.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

su arma. Sintió un apretón aflojando su propia arma y sintió cerca la oscuridad a su alrededor. Era difícil estar atento. Los documentos esparcidos le recordaban plumas. El dolor le recordaba su opción de ofrecerse voluntariamente. Estaba de nuevo en ese almacén, su mundo terminaba otra vez. Él iba a morir mientras ella se encontraba ligada a la tierra, perdiéndolo todo por un estúpido error. Había averiguado lo que realmente le había sucedido a Rachel porque él compartiría su destino. ―El‖hijo‖de‖puta‖se‖escapó,‖―dijo‖Lilia‖con‖frustración. Una vez más. Ella esperó a que Montgomery la corrigiera pero esta vez no lo hizo. Agarro el arma de Montgomery ―Podría‖haberle‖disparado‖si‖hubiera‖tenido‖mi‖propia‖arma.‖―Se‖quejó‖ella―.‖ ¿Cómo hago frente a esta angustia? La repetición es terrible. Montgomery aún no respondía. Parecía un gigante derribado, extendido como una oscuridad a través del piso. Lilia se inclinó hacia abajo a su lado. Con el temor llenando su corazón. ―La‖ confiscación‖ de‖ propiedad‖ privada‖ del‖ personal‖ del‖ hotel‖ tiene‖ que‖ estar‖ en contra de alguna ley en algún lugar ¿No? Ella consideraba los papeles dispersados de los archivos que ella había robado de las oficinas de Breisah y de Turner, y no pensó que debía discutir sobre la propiedad robada nada más. Montgomery todavía estaba demasiado silencioso. Lilia tenía un mal presentimiento. Su capa había recibido un disparo desde la espalda, y había una herida sobre su hombro. Quito su chaqueta y su camisa de

Un charco negro de sangre que se extendía constantemente a través del suelo haciendo que se le subiera la bilis.

Foro Purple Rose

Página

golpe desagradable en el lado izquierda de la cabeza.

297

su piel. Había sangre saliendo de su hombro derecho y la espalda, así como un


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery no podía estar muerto, no cuando estaba empezando a contar con él. No cuando ella estaba empezando a desatar sus incoherencias. No cuando no había tenido suficiente de él. Peor aún, habiendo recibido el golpe que había sido destinado a ella. No podía morirse: no sería lo justo. Ella le debía, y ella no tendría la oportunidad de igualarlo si él se moría. Pero Lilia sabia que el mundo no jugaba siempre con sus reglas. Montgomery estaba sangrando demasiado y había perdido la conciencia. Todavía respiraba. Podía sentir su pulso cuando ella colocó su mano en la garganta, pero no era un pulso fuerte como hubiera preferido. Lilia lamentó no haber prestado más atención en las clases de primeros auxilios. Esto era algo que no podía resolver por sí misma. Afortunadamente había paramédicos. Oyó un sonido arriba y deseó poder saber con seguridad si el intruso había huido realmente. O si estaba al acecho en las sombras esperando una oportunidad para terminar con Montgomery. Las zonas inferiores estaban a oscuras, pero no tranquilas, una vez más Lilia tuvo la sensación de que estaba siendo vigilada. Se estremeció cuando la niebla comenzó a moverse de nuevo hacia ella. No quería abandonarlo en ese lugar. No podía dejar de ver a Montgomery mientras iba por ayuda. Dejarlo vulnerable sería una mala recompensa por lo que él había hecho por ella. Que karma tan malo. ¿Podría arrastrarlo hasta las escaleras de metal? Solo había una manera de averiguarlo. Lilia se inclinó y agarro los codos de Montgomery. Si ella pudiera llegar a la luz, pudiera todavía vigilarlo mientras iba a arriba por ayuda. El hombre era demasiado pesado. Incluso sin su pseudo-piel. Ella logró recobrar el aliento.

Foro Purple Rose

Página

298

moverlo a una corta distancia con gran esfuerzo, se detuvo brevemente para


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Se dio cuenta que no podría ser de ayuda revelar su presencia a los paramédicos. Estaba fuera de servicio y había entrado en la escena del crimen sin una orden judicial. Él ya estaba en problemas por lo que había oído. Se preguntó si él podría perder su trabajo por esto. Pero su vida era más importante que su trabajo. Ella lo arreglaría con Joaquín, si era necesario, conseguiría un trabajo como guardia de seguridad en un circo. A Lilia le gustaba como sonaba eso. Se agachó y tiró de Montgomery por la parte inferior de las escaleras. Ella le dio un último tirón y lo deposito en la luz, luego paso su mano por su pelo. La luz cayo es sus hombros y su cabeza, pintando su figura en tonos amarillos. Ella podía ver el daño del arma en la espalda con más claridad, la carne viva la hizo estremecerse de dolor. También podía ver sus cicatrices. Lilia parpadeó y miró otra vez. Eran exactamente iguales a las de la recepcionista. Lilia se levanto boquiabierta, sabiendo que ella perdía un tiempo precioso y apenas sin poder moverse. Todo tenía sentido. Los ángeles conocían a Montgomery porque una vez, había sido uno de ellos. Él conocía el almacén y el ritual de allí porque había participado en el. Se preguntó cuándo. Se preguntó por qué. Ella comprendió porque él conocía a la recepcionista, y porque se preocupaba tanto sobre su muerte, a pesar de haber sido una mutante. Ella había sido clasificada como mutante por sus cicatrices Lilia no pidió ayuda, Montgomery seria clasificado como un mutante también. La misma idea la hacía sentirse enferma, mas enferma incluso que la vista y el olor de sangre.

Foro Purple Rose

Página

299

Era inaceptable.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Pero si él terminaba la misión, la que fuera, la dejaría a ella y a la Republica para siempre. La sola idea mareada a Lilia. Aún así tenía que hacer algo bueno por él. Ella recogió su capa de terciopelo y tapo sus hombros, ocultando las cicatrices. Le empujó hacia atrás apartándole de la luz, con la esperanza de que su lesión no empeorara por moverlo tanto. ―Montgomery‖tienes‖que‖ayudarme.‖―Susurró‖con‖ impaciencia,‖d{ndole‖ una‖ sacudida―.‖Tenemos‖que‖ir‖a‖la‖banda‖del‖poder‖y‖no‖puedo‖arrastrarte‖todo‖el‖ camino. Él no se movió. Sus parpados ni siquiera parpadearon. Las sirenas hicieron eco mas fuerte arriba y el olor a fuego bajaba por las escaleras. Lilia oyó a los bomberos golpeando las escaleras hacia Breisach y Turner. Sería solo cuestión de minutos antes de que entraran al sótano del edificio, aunque sólo fuera para encontrar una fuente de agua auxiliar La niebla se deslizó por el suelo de la zona inferior, mirando a los ojos de Lilia imaginando como hacer una línea de Montgomery. Hubo una falta de decisión de los ángeles para intervenir. Tiempo del plan B Lilia se lanzó más lejos en las zonas inferiores, con el corazón palpitante, Montgomery no estaría solo ni por un momento. No sabía lo que buscaba, pero ella lo reconoció cuando lo vio. Había un rickshaw estacionado en un aparcamiento cercano y no estaba cerrado con llave, ni asegurado. Podía ser que hubiera tenido una clara invitación en el frente. Dirigida a ella. Su suerte había regresado, con creces. Lilia robó el rickshaw, sin dudarlo un instante. Trasladar a Montgomery fue más fácil de lo que esperaba. Quizás el miedo le dio fuerza adicional. O quizás se trataba de otro poder de la licra negra. Montgomery despertó, aturdido y con dolor, en la oscura parte trasera de un

estaba destrozada: quien lo había puesto en este rickshaw había visto sus cicatrices.

Foro Purple Rose

Página

dolía la espalda más que su cabeza o el hombro. Miró y descubrió que su ropa

300

vehículo. Había una pila de papeles arrojados sobre el asiento a su lado. Le


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Temiendo lo peor, se lanzó hacia adelante y se asomó a la parte delantera del vehículo. Lilia con su traje de noche. Estaba pedaleando la bicicleta del rickshaw. Él hubiera reconocido su figura en cualquier lugar, sin tener que analizarla. Se veía con demasiado estilo para ser un trabajador de rickshaw. A pesar de que su pelo había salido de su coleta. Estaban rodando a través de las zonas inferiores a buen ritmo, en dirección de las afueras de la banda del poder. Él no era una recolección de la Republica, o incluso del circo. Él sonrió, sabiendo que había adivinado exactamente su motivación. Sus acciones nunca mintieron. ―Así que,‖ ¿Cu{l‖ es‖ tu‖ plan,‖ Lil?‖ ―preguntó‖ suavemente,‖ observando‖ cómo‖ saltaba‖de‖la‖sorpresa―.‖¿Estamos‖huyendo‖juntos? ―Tú‖est{s‖ huyendo,‖―dijo‖ella,‖lanzando‖ una‖mirada‖molesta‖por‖encima‖del‖ hombro. No se perdió el destello de alivio en los ojos o la forma en que pasó su mirada‖por‖encima‖de‖él―.‖Yo‖sólo‖estoy‖tratando‖de‖ayudarte. ―¿Desde‖cu{ndo?‖Pensé‖que‖no‖podrías‖hacerlo. Ella le lanzó una mirada airada, que hizo saltar su pulso. ―A‖lo‖mejor‖me‖quedo‖con‖un‖borrador‖del‖establecimiento. Montgomery no podía discutir con ese plan. No tuvo la oportunidad de todos modos: pasaron un hueco en el pavimento y casi se desmayó por el dolor. El rickshaw tenía unos amortiguadores para choques malísimos. ―Lo‖siento‖―dijo‖con‖una‖mueca. ―No‖me‖caí‖al‖suelo,‖Lil,‖―dijo‖al‖oír‖el‖nivel‖de‖tensión‖en‖su‖voz‖con‖dolor―.‖ Es sólo una de esas cosas. ―Necesitas‖ un‖ regenerador‖ de‖ tejidos.‖ ―Dijo‖ ella‖ con‖ determinación―.‖ ¿Probables candidatos para la banda del poder? En casa, una persona con tatuajes preguntaba, si el bebé se ensucia muchas veces, por lo que él lo llamó el generador de su plan de seguro.

tejidos. Tú podrías tenerlo con sólo silbar hacia arriba, Lil

Foro Purple Rose

Página

―El‖ equipo‖ de‖ EMS‖ debe‖ haber‖ estado‖ allí.‖ Ellos‖ tienen‖ un‖ regenerador‖ de‖

301

Montgomery prácticamente le sonrió, pero él sabía lo que tenía que hacer.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No‖pensé‖que‖tú‖estabas‖en‖el‖mercado‖de‖los‖tatuajes,‖Montgomery Había acertado: había visto su espalda. ―Entonces,‖¿Vamos‖al‖circo‖en‖su‖lugar? Su mirada era de desprecio. ―Eres‖ un‖ policía,‖ Montgomery.‖ Nadia‖ paga‖ una‖ entrada al circo para ver policías. No podía dejar de sonreír. No se trataba de una competición, después de todo. ―Dos‖metros‖hacia‖adelante,‖gira‖a‖la‖derecha.‖―Dijo―.‖Conozco‖al‖camarero‖ del bar de Jazz. Él se deshará del rickshaw y nos ayudara a llegar al burdel. ―Oh,‖¿así‖que‖me‖estoy‖matando‖para‖conseguir‖un‖último‖hurra? El se río entre diente, escuchando el tono de su voz por los celos. ―Algo‖ así,‖ ―reconoció‖ y‖ su‖ sonrisa‖ se‖ ensanchó‖ con‖ su‖ desaprobación―.‖ No‖ me han mostrado sus tatuajes, sin embargo, Lil, fue su idea de que yo estuviera en el negocio. Ella anduvo en la bicicleta en silencio y se preguntaba que estaría pensando. Ella siguió sus instrucciones se paró, y luego regreso a él. Para su sorpresa, se veía agitada e insegura. Ella enmarcó su cara entre sus manos y sus ojos estaban muy abiertos. Él la atrajo hacia sí. ―Supongo‖que‖soy‖m{s‖duro‖de‖lo‖que‖parezco ―Ciertamente‖muchos‖m{s‖de‖lo‖que‖he‖visto. El arqueó una ceja. ―Yo‖no‖estoy‖solo‖en‖esto. Ella lo miró por un momento. ―Así‖que,‖¿cu{ndo‖te vas?‖―Susurró‖con‖el‖corazón‖en‖los‖ojos. No podía mentirle.

Foro Purple Rose

Página

Ella asintió con la cabeza y desvió la mirada, con un nudo en la garganta.

302

―Cuando‖mi‖búsqueda‖haya‖terminado


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Falta‖mucho‖para‖mí‖legendaria‖suerte.‖―Le‖dijo‖en‖broma,‖luego‖se‖acercó‖y‖ le besó dulcemente. Probó su miedo y solo quería tranquilizarla. Él la atrajo hacia sí, profundizando el beso, clavó los dedos en su pelo. Ella era tan suave y vulnerable, más abierta a él de lo que había estado. Su confianza fue una bienvenida a través de él, hizo que se le acelerara el pulso y todo en su interior. Él estaba vivo. Él era mortal. Él estaba enamorado. A Montgomery le gustaba meterse con su mente. Lilia lo sabía, pero estaba demasiado contenta con él como para volver a presentar una queja al respecto. También le gustó el brillo de picardía en sus ojos verdes, y la curva de su sonrisa cuando él la miró. Algo había cambiado entre ellos y ella no quería saberlo de pronto en caso de que se vaporizara. Cada momento que tenía con él, después de todo, se sentía como un regalo. O un robo. Un tesoro inesperado que se podía degustar. Ella nunca lo olvidaría, ella lo sabía, y ella quería tener la mayor cantidad de recuerdos mientras estuvieran juntos. El burdel que había elegido tenía una apariencia victoriana y un par de putas que los miraban con cariño. Lilia se negó a pensar sobre las razones de ello. Sospechó rápidamente, de la sala y su prometedor silencio. Lilia se negó a considerar lo que Montgomery tuvo que hacer para ganarse su lealtad. Las mujeres fueron a buscar el médico del burdel, que tenía un regenerador de tejidos. Era una unidad pequeña, por lo que probablemente podía ser escondida, pero el médico le aseguro que trabajaría con rapidez. Por mucho que Lilia respetara la tecnología pirata y su oportuna aparición, intervino antes de que la unidad pudiera ser instalada en Montgomery. ―¿Va‖a‖tener‖pulgares‖adiciónales?‖―pregunto.

La puta con tres pechos se echo a reír, pero Lilia no se vio la gracia.

Foro Purple Rose

Página

―Esos‖no‖son‖accesorios‖adicionales‖que‖crecen‖por‖defecto

303

El buen Doctor sonrió.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Bueno‖reemplaza‖sólo‖lo‖necesario.‖Tejido‖muscular,‖venas‖y‖arterias,‖y‖la‖piel‖ solamente. Nada de accesorios adicionales de ningún tipo. ―Exigente‖―dijo‖el‖Doctor‖a‖Montgomery. ―Podría‖ser‖algo‖peor‖―coincidió‖Montgomery.‖A‖Lilia no le gustó la forma en que hizo una mueca cuando se acomodo en la camilla. ―Me‖gusta‖tal‖cual‖es.‖―Lilia‖se‖encogió‖de‖hombro. La Puta con la piel dorada sonrió. ―¿Quién‖ dice‖ que‖ tu‖ opinión‖ es‖ la‖ única‖ que‖ cuenta?‖ ―ronroneó‖ pasando‖ su‖ dedo por la garganta de Montgomery. ―Yo.‖ ―dijo‖ Montgomery‖ en‖ voz‖ baja‖ y‖ le‖ ofreció‖ su‖ mano‖ a‖ Lilia.‖ Le‖ dirigió‖ una mirada molesta a él, que tanto le sorprendió y le agradó. Ella fue a plantarse junto a él, le gustó como su mano agarró la suya. Su apretón era fuerte y sabía que podía acostumbrarse a tenerlo alrededor. Permanentemente. A pesar de que parecía ser pedir mucho. Mientras tanto, ella le daría todo lo que tenia. ―¿Pueden‖ ser‖ de‖ confianza?‖ ―Pregunto‖ ella‖ después‖ de‖ que‖ las‖ putas‖ y‖ el‖ Doctor se hubieran ido. ―Todo‖est{‖bien.‖―Murmuró―.‖Se‖podría‖decir‖que‖tengo‖crédito‖aquí. ―No‖quiero‖saber‖los‖detalles. Apretó los dedos y tiró de ella para sentarla en el borde de la cama. Estaba pálido, necesitaba sangre, así como el tejido, por eso vinieron. Se recostó en la cabecera de la cama y cerró los ojos mientras el regenerador sonaba esforzadamente. Lilia pensó que podría dormir, pero él la sorprendió. ―¿Qué‖archivos‖cogiste? ―El‖archivo‖de‖la‖Sociedad.‖Espero‖que‖haya‖sido‖el‖correcto ―Vamos‖a‖ver ―Tú‖debes‖descansar

metiéndolas nuevamente en la carpeta en su prisa por conseguir mantener a

Foro Purple Rose

Página

tomó el archivo. Era un desastre, ya que había arrancado todas las facturas

304

―Yo‖puedo‖hacer‖eso‖mientras‖tu‖lees‖por‖mi‖―él‖le‖dirigió‖una‖mirada‖y‖Lilia‖


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery a salvo. Sus dedos se estremecieron por la llamada que había tenido, pero ella se negó a pensar en eso. En su lugar, se sentó a su lado en la cama. Montgomery miró y esperó. A Lilia le tomo un rato, pero ella clasifico los archivos en orden cronológico de nuevo. ―¿Por‖qué‖escogiste‖el‖archivo‖de‖la‖Sociedad?‖―le‖preguntó‖Montgomery. ―Alguien‖tiene‖que‖enviar‖todas‖esas‖naranjas.‖―Dijo‖Lilia―.‖¿Ves?‖Breisach‖y‖ Turner han estado enviando a la sociedad naranjas para el programa Cura de Sol en su flota de híbridos eléctricos. ―Eso‖ no‖ es‖ sospechoso.‖ ―Montgomery‖ frunció‖ el‖ ceño‖ y‖ cogió‖ la‖ hoja―.‖ Aunque se trate de un viejo contrato. ―Pero‖esto‖es‖sospechoso.‖―Lilia‖le‖entregó‖otra‖hoja‖de‖papel.‖Era‖un‖proyecto‖ de ley de gastos adicionales, dado el exceso de peso de la carga útil recogidos en el 2069. ―¿Mas‖naranjas,‖o‖las‖m{s‖pesadas?‖―le‖preguntó‖Montgomery. ―Tal‖ vez‖ ―Lilia‖ se‖ encontró‖ una‖ factura‖ del‖ año‖ anterior,‖ por‖ un‖ cargamento‖ de aproximadamente el mismo número de cajas de naranjas, y jugó comparando y diferenciando. ―El‖ peso‖ de la factura del 2069 es ocho o nueve veces mayor, aproximadamente‖ que‖ la‖ misma‖ cantidad‖ de‖ naranjas.‖ ―Ella‖ miró‖ a‖ Montgomery―.‖Eso‖era‖una‖especie‖de‖yodo‖que‖fue‖inyectada‖este‖año. Él negó con la cabeza. ―Debe‖haber‖habido‖algo‖m{s‖en‖el‖traslado. ―No‖hay forma de saberlo. El contrato inicial dice que los traslados debían ser envasados y sellados en los almacenes de la Sociedad. ―¿Qué‖mas‖habría‖podido‖enviar,‖debajo‖de‖la‖bandera‖de‖Orv’s? Lilia hojeó el archivo y se detuvo en seco. Montgomery se inclinó hacia adelante.

Foro Purple Rose

Página

Ella levanto el archivo con inseguridad.

305

―¿Qué‖tienes?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Un‖reclamo‖de‖seguro‖por‖cuatro‖camiones‖perdidos‖en‖el‖2069‖en‖un‖ataque‖ a Gotham. ―¿Mal‖momento?‖―meditó‖Montgomery―.‖Deben‖haber‖sido‖cuatro‖camiones‖ cargados de naranjas con Cura de Sol para estar en este archivo. Lilia recordó un trozo de información de sus años en el Instituto y se sentó asombrada. ―¿Qué‖es?‖―Montgomery‖le‖pregunto,‖al‖ver‖su‖sorpresa. ―En‖mi‖mente‖tenia‖sospechas‖del‖nuevo‖trabajo. ―Dime Lilia tragó. ―Un‖ artefacto nuclear de diez toneladas estaba en la parte trasera de un camión. Montgomery comprobó el reclamo del seguro. ―¿Qué‖fue‖lo‖que‖le‖pasó‖a‖estos‖cuatros‖camiones? Lilia golpeó un poco el historial sobre la palma de su mano, su corazón se aceleraba por las consecuencias. Montgomery se puso recto, sintiendo su aflicción. ―Yo‖estaba‖en‖lo‖cierto‖―dijo,‖deseando‖que‖ella‖se‖hubiera‖equivocado. ―Los‖expertos‖especularon‖que‖no‖sólo‖la‖bomba‖había‖sido‖detonada‖cerca‖de‖ la tierra, pero que la fuerza total de la explosión había sido hacia cuarenta años. Los dos vieron el archivo. ―¿Estaba‖all{‖cómo‖un‖peso‖extra?‖―preguntó‖Montgomery. Lilia golpeó ligeramente su mano haciendo cálculos. Lo hizo tres veces para asegurarse, entonces reunió su mirada con la de Montgomery. ―Bastante‖para‖esas‖cajas‖contuvieran‖uranio‖enriquecido,‖no‖naranjas. Montgomery desvió la mirada, frunciendo el ceño.

―¿Qué‖mas‖hay‖en‖el‖archivo?‖―Preguntó‖después de un momento.

Foro Purple Rose

Página

Lilia estaba bastante segura de que ambos conocían esa respuesta.

306

―¿Qué‖hizo‖la‖Sociedad?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia hojeo hasta el final. ―El‖ ultimo‖ articulo‖ es‖ una‖ memor{ndum‖ a‖ partir‖ del‖ 2070,‖ confirmado‖ que‖ Breisach y Turner continuaban con la entrega de las naranjas de la Sociedad. ―Breisach‖y‖Turner‖lo‖imaginaba ―Y‖la‖Sociedad‖hizo‖un‖trato‖con‖ellos‖para‖mantenerlos‖en‖silencio,‖―concluyo‖ Lilia―.‖¿Tu‖amigo‖sigue‖encontr{ndose‖con‖los‖socios? Montgomery se pudo serio, golpeó con un puño el escritorio. ―Breisach‖murió‖en‖un‖accidente‖de‖esquí‖el‖invierno‖pasado. ―¿Turner? ―No‖dijo‖mucho,‖pero se molestaron en agosto pasado, Turner había tenido un accidente de rickshaw, pero murió en el hospital: ―¿De‖qué?‖¿Una‖fractura‖en‖la‖pierna? ―Se‖supone‖que‖de‖un‖error‖en‖la‖medicación,‖una‖sobredosis‖accidental. ―En‖agosto‖―reflexiono‖Lilia―.‖Murió‖al mismo tiempo que Gid Sus miradas de encontraron y se mantuvieron intensamente durante un momento. Lilia sabía que tenía que haber más. El éxito de Gotham era una noticia vieja, una noticia de hacía treinta años. Gid no puedo haber sido asesinado por imaginar que la sociedad fuera responsable. ―¿Todavía‖tienes‖los‖datos‖del‖chip? ―Y‖ el‖ antiguo‖ codificador‖ ―dijo‖ Montgomery,‖ alcanzando‖ sus‖ botas―.‖

Foro Purple Rose

Página

307

Conseguiremos un lector público en este lugar.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

XIX Traducido por Emii_Gregori Corregido por kuami

H

abía un lector público, a pesar de que estuviera oculto. Montgomery no esperaba otra cosa. El lector se encontraba en una pequeña habitación en la zona de la recepción, oculto detrás de una pintura al óleo enmarcada. El cuadro resultó ser una bisagra. Montgomery logró bajar las escaleras por sus propios medios, el regenerador de tejidos estaba trabajando rápido en su hombro. Lilia supuso que el propietario había pagado por una actualización de velocidad, por lo que cualquier zorra lastimada podría volver a trabajar con mayor rapidez. Habían decidido no preocuparse por la calidad de su tejido fabricado, al menos por el momento. A él le gustaba sentir que eran un equipo, y uno muy bueno. El propietario les aconsejó que lo usaran rápido antes de que él se fuera. ―El‖ costo del jugo me mata, ―dijo. Montgomery hizo una mueca, una vez que él se hubo ido.‖―Tú‖siempre dijiste que todo tiene un precio, Lil. ―En‖el‖borde‖del‖placer,‖puede‖ser mucho más de lo que esperas. Colocó el codificador en la ficha de Gid y lo empujó en el puerto. La hoja electrónica salió de inmediato pero Montgomery no vio nada más significante de lo que había la última vez. A Lilia se le iluminó la mirada y él se preguntaba qué era lo que ella estaba viendo. ―Mira, aquí es donde población de mutantes decayó, luego, se alzo de nuevo. Las fechas son familiares: Los números disminuyeron en la década del 2030, luego se elevaron en el 2035 y en el 2036.

―Bien.

Foro Purple Rose

Página

―La‖ subida‖ probablemente‖ comenzó‖ su‖ recuperación‖ cuatro‖ o‖ cinco‖ meses‖ después de las armas nucleares, ―le dijo Lilia―. El mayor daño se produce en el útero, cuando las madres están expuestas.

308

―Justo‖ después‖ del‖ primer‖ ataque en la Segunda Guerra Mundial, ―dijo Montgomery, recordando sus fechas.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Es‖ un‖ arma,‖ Montgomery,‖ no‖ un‖ vagón‖ de‖ bienvenida. ―Ella‖ golpeó‖ la‖ pantalla‖con‖entusiasmo―. El mismo patrón se repite: Con el paso del tiempo la sombra de la población disminuye, hasta que nuestra siguiente subida... ―En‖los‖años‖2051‖y‖2052.‖El‖Conflicto de la Cuenca del Pacifico. Lilia asintió‖con‖la‖cabeza.‖―Entonces‖se‖produce‖el‖mismo‖ciclo.‖Los‖números‖ de la población de mutantes decayeron en la década del 2060. Teniendo en cuenta que ellos llegaron a ser tan deprimentes como antes, tanto en números brutos como en per cápita. ―Y‖ luego‖ Gotham fue alcanzado, ―dijo Montgomery, con cierta impaciencia. Podía oír los sonidos que venían del vestíbulo del burdel, y no le gustaba la posibilidad‖de‖que‖pudieran‖estar‖siendo‖observados.‖―Lil,‖esto‖no‖es‖noticia. Ella se enderezó y el supo que iba a decir‖ algo‖ escandaloso.‖ ―Una‖ pregunta‖ rápida: ¿quién tiene más que perder si no hay más mutantes? ―Todo‖el‖mundo. ―No ―Lilia‖ negó‖ con‖ la‖ cabeza―. No todo el mundo sufrirá por igual. Los individuos serán convencidos u obligados a hacer más trabajo físico, o sino la organización dejaría de tener una razón de ser. Una rica organización, con conexiones a todos los niveles de gobierno, conexiones basadas en la explotación de los mutantes. Montgomery‖sabía‖que‖era‖lo‖que‖ella‖quiso‖decir.‖―No‖tienes‖pruebas. ―¿Tiene las imágenes de la PDA de la mutante que quería conocerme? Montgomery aprovechó la base de datos NGPD y la sacó. ―Tengo‖ que‖ amar‖ a‖ los‖ hombres‖ organizados,‖ ―murmuró Lilia, y luego se inclinó para ampliar la primera imagen. La imagen era una toma del tráfico, el tiempo y la fecha estaban en la esquina inferior derecha: 08:38, julio 11,2069. Montgomery revisó el archivo de noticias sobre la huelga de Gotham para confirmar‖la‖hora.‖―Justo‖antes‖de‖la‖detonación,‖―dijo en voz baja.

―Se‖dice‖que‖es‖el‖puente‖en‖Gotham.

Foro Purple Rose

Página

―¿Sabes‖dónde‖es‖esto? ―le‖preguntó‖Lilia.

309

La imagen estaba granulada, pero el logotipo de "Naranjas Orv" era claramente visible sobre las cajas cargadas en un camión. El camión era más grande que el resto de los que estaban en el tráfico entrando al túnel, alzándose sobre las bicicletas y los carruajes. Sobre la entrada al túnel había señales y más allá se podía ver un paisaje distante.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Hay‖ un‖ hoyo‖ en‖ el‖ otro‖ extremo‖ donde‖ una‖ de‖ las‖ bombas‖ fue‖ detonada. Estuve por ahí la otra noche. ―Y‖esta‖imagen fue tomada supuestamente justo antes del ataque. Lilia se ofendió, como él había‖pensado.‖―¿Supuestamente? ―Podría‖ ser‖ un‖ montaje,‖ Lil,‖ elaborado‖ después‖ de‖ los‖ hechos.‖ No‖ se‖ puede‖ detectar lo bueno incluso en estos días. ―No,‖es‖lo‖que‖parece‖que‖es. Montgomery giró en la silla, sintiéndose obligado a ser el abogado del diablo. Por‖así‖decirlo.‖―Demuéstralo. ―¿Por‖ qué‖ alguien‖ tendría‖ que‖ tomar‖ fotos‖de‖ estos‖ camiones‖ antes‖ de‖ que‖ el‖ ataque se diera a conocer? Obviamente, porque alguien tenía la sospecha de lo que iba a pasar. ―Entonces,‖¿Por‖qué‖la‖gente‖no‖tenia‖presente esta imagen hace treinta años? ―Puedo‖ pensar‖ en‖ un‖ montón‖ de‖ razones‖ para‖ ello,‖ la‖ mayoría‖ de‖ las‖ cuales‖ implican la supresión de la información por una autoridad central, ―dijo‖Lilia, en‖ un‖ tono‖ agrio―. A pesar de que probablemente no debería decir lo mismo en compañía de un funcionario comenzando a ser compensado por la autoridad central para administrar sus políticas de supresión de la información en esta área geográfica en particular. Montgomery sonrió. ―No‖me‖lleves‖a‖la policía otra vez, Montgomery. ―Necesitas‖m{s‖que‖especulaciones,‖Lil. Ella‖ lo‖ miró,‖ luego‖ bajó‖ la‖ voz.‖ ―Dime‖ otra‖ vez:‖ ¿cómo funciona esa cosa del ángel? Montgomery fue sorprendido por la pregunta. Él desvió la mirada, y luego volviendo‖ a‖ ella,‖ sabiendo‖ que‖ ella‖ quería‖ ver‖ su‖ expresión‖ de‖ cerca.‖ ―Te‖ ofreces voluntario y obtienes una asignación. ―Tragó‖ saliva―. Haces la transferencia y realizas el trabajo. ―¿Y‖luego?

Foro Purple Rose

Página

El vio sus labios apretarse justo antes de que ella se volviera hacia la pantalla. No‖le‖sorprendió‖que‖cambiara‖de‖tema.‖―Voy‖a‖apostar‖que‖hay‖im{genes‖de‖ cada uno de los puntos en los que las bombas nucleares fueron detonadas en Gotham en 2069.

310

Él‖le‖sostuvo‖la‖mirada.‖―Y‖luego vuelves.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Por‖lo‖tanto,‖la Sociedad Orange quedó atrapada en el fuego cruzado cuando Gotham fue bombardeada. ¿Y qué? ―Entonces,‖me‖pregunto‖si‖eso‖es‖lo‖que‖Y654892‖quería‖decirme. Montgomery‖ se‖ inclinó‖ hacia‖ delante.‖ ―Lil,‖ sabes‖ que‖ la‖ Compañía‖ de‖ los‖ Darwinistas Nucleares es una prestigiosa organización bien establecida, con influencia y credibilidad. ¿Dónde está la prueba? Lis labios apretados de Lilia y le decía a Montgomery que no iba a renunciar a ello―. Podemos conseguir pruebas. ―No‖lo‖creo.‖No‖puede‖haber‖ningún‖sobrante después de treinta años. ―No‖es‖así.‖Uranio‖238‖tiene‖una‖vida‖media‖de‖4,46‖millones‖de‖años,‖plutonio‖ 241 a sólo 24.110 años. El tiempo está de nuestro lado, Montgomery, treinta años aquí o allá en apenas factores. ―Tú‖no‖te‖vas a la vieja ciudad. Ella lo‖ interrumpió.‖ ―Si‖ tengo‖ razón,‖ los‖ restos‖ de‖ los‖ camiones‖ ser{‖ el‖ m{s‖ caliente‖de‖los‖restos< ―Los‖datos‖no‖est{n completos. Nunca se mantendrá. ―Podrías‖ser‖m{s‖útil,‖ya‖sabes.‖Por‖el‖bien de la humanidad y todo eso. ―Es‖irrelevante.‖Los‖jugadores‖están probablemente todos muertos. ―No,‖no,‖no‖son‖noticias‖viejas.‖Son‖noticas‖del‖mañana. Él la miró con‖recelo.‖―¿Qué‖quieres‖decir? ―Mira‖ la‖ curva‖ de‖ la‖ población de mutantes, Montgomery. Nos estamos quedando abajo, más abajo que antes. ―Ella‖habló‖con‖certeza‖y‖calma―. Ellos van a hacerlo de nuevo. Montgomery se horrorizó, pero tenía mucho‖sentido.‖―¿Dónde?‖¿Cu{ndo? ―¿Dónde‖est{n‖enviando las naranjas? ―¿Ellos‖no‖toman‖el‖programa de la Frontera este año? ―Miles‖ de‖ kilómetros‖ de‖ césped, ―dijo‖ Lilia‖ con‖ una‖ mueca―. Tenemos que hacerlo mejor que eso.

―¿Qué‖hay‖allí?

Foro Purple Rose

Página

―Ellos‖est{n‖almacen{ndose‖en‖Estevan, ―leyó‖Lilia.

311

Montgomery buscó, consciente de que su codificador no podía durar mucho más tiempo. Comenzó a esfumarse mientras los resultados aparecerían y los dos se acercaron a la pantalla, ansiosos de leer tanto como fuera posible.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia dio clic en un enlace. Tenían tiempo para leer que Estevan fue una antigua base militar, actualmente lo poblaban noventa y siete. El codificador fracasó y Montgomery automáticamente retiró el chip de datos del puerto. ―Obviamente‖ no‖ es‖ su‖ objetivo,‖ ―dijo‖ Lilia‖ con‖ la‖ frustración―. Estamos pasando algo por alto. ―Vamos‖a‖empezar‖de‖nuevo,‖―sugirió‖Montgomery―. ¿Quiénes son ellos? ―El‖ Consejo‖ de‖ los‖ Tres,‖ probablemente, ―dijo,‖ y‖ el pulso de Montgomery saltó―. Ellos son los que supuestamente corren el programa y garantizan que la existencia de la sociedad tendría que ser prioridad en su agenda. ―Pero‖¿quiénes‖son? ―Esa‖es‖la‖parte‖difícil. ―Ella‖se‖apoyó‖contra‖la‖pared,‖obviamente pensando. ―¿Fitzgerald? ―le‖preguntó‖Montgomery. Lilia‖ no‖ descartó‖ la‖ idea‖ de‖ las‖ manos.‖ ―Tal‖ vez.‖ Pero‖ entonces,‖ ¿por‖ qué‖ lo‖ mataron?‖―Montgomery‖podría‖pensar‖en‖ varias‖ razones,‖pero‖Lilia‖ negó‖con‖ la‖ cabeza―. Si Gid estuvo involucrado en todo, entonces su asesor, el Dr. Malachy, habría sido el único para traerlo en ello. El sabía que Ernest Sinclair había sido miembro de la Sociedad prácticamente desde su creación. ―Me parece una opción razonable. Lilia‖sonrió.‖―Pero‖me‖gusta. ―Tus instintos no son indignos de confianza, ―dijo Montgomery. ―Y‖luego‖est{‖Rhys‖ ibn‖Ali.‖Él‖sería‖mi‖elección‖para‖elegir‖ un‖malhechor.‖La‖ sociedad mira hacia otro lado cuando rompe las reglas. ―Por lo tanto, tiene influencia. Lilia‖ le‖arrojó‖esa‖sonrisa‖pícara.‖―Por‖mucho‖que‖me gusta admitirlo, es más fácil creer que Rhys se acuesta con alguien que tiene una influencia de la cual él es parte de algo clandestino. El hombre no tiene discreción. ―Podría‖ser‖una‖actuación. Ella no estaba convencida.‖―Lo‖que‖nos‖lleva‖a‖Ernestine.

―¿Qué‖pasa con los viejos compa��eros?

Foro Purple Rose

Página

―Heredera‖aparente‖y‖presidenta.‖Ella‖lo‖ha‖estado‖haciendo‖por‖Rhys‖durante‖ años. Blake dijo que la presidencia era un paso hacia el Consejo y que está casi terminado su mandato.

312

―¿Presidente de la Sociedad?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―Doc. Mina se le está dando el empujón fuera del Instituto, por lo que no puede estar en el Consejo. De hecho, está bastante amargada por su decisión de deshacerse de ella. Montgomery pensó que podría ser un acto también, pero no quería interrumpir los pensamientos de Lilia. Ella conocía que esta gente, después de todo, y él estaba interesado en sus impresiones. Ella‖chasqueó‖los‖dedos.‖―El‖tipo‖quien‖había‖sido‖reservado‖para‖la‖apertura,‖ Pul Cosmopoulos, es una posibilidad. Está involucrado en el programa de medicamentos de patente, una gran parte de la base a los ingresos de la Sociedad. ―¿Est{‖aquí? ―No‖ lo‖ sé. ―Lilia‖ hizo‖ una‖ mueca―. En el Instituto, me he saltado todos los cursos de protocolos del control drogas que he podido. No sé ni a lo que el Dr. Cosmopoulos se parece. ―Ella‖respiró‖ hondo‖y‖miró‖hacia‖la‖puerta―.‖Podría‖ ser cualquiera. ―Ese‖ no‖ es‖ el‖ comentario‖ m{s‖ tranquilizador‖ que‖ pudiste‖ haber‖ hecho, ―bromeó‖ Montgomery,‖ porque‖ ella‖ se‖ veía‖ tan‖ preocupada.‖ Ella‖ se‖ quedó‖ en‖ silencio‖y‖suspiró―. Tenemos que saber por dónde empezar. ―Oh,‖eso‖es‖f{cil.‖Tenemos‖que‖recuperar‖la‖PDA de Y654892. ―Fue‖asesinado‖en‖Gotham. ―Voy‖a‖suponer que los lobos no se comieron su hardware. Montgomery miró hacia otro lado mientras ella pensaba. Estaría violando la ley al entrar en la ciudad vieja, y el tratamiento de sí mismo en cierta exposición a la radiación. Era una apuesta arriesgada, pero la única pista que tenían. Por otro lado, la teoría de Lilia, incluso sin pruebas, claramente explicaba la insistencia del ángel a eliminar el Consejo de los Tres. Conociendo a Lilia podría ser la razón por la que él había sido asignado al NGPD. Aquella asignación había quedado sin duración, sin embargo. El se había despedido sin una autorización o una explicación buena media docena de veces por holgazanear, y su examen físico pondría fin a su empleo en NGPD. Tupperman hasta dijo que no podía ayudarlo.

Foro Purple Rose

Página

Pero tenía mucho que ganar. Arrancó el regenerador del tejido de su hombro y lo apagó, flexionando el brazo para comprobar su progreso. Su espalda estaba mucho mejor y se sentía más fuerte.

313

Montgomery no tenía nada que perder.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―¿Qué‖ vas‖ a‖ hacer? ―ella‖ preguntó‖ en‖ voz‖ baja‖ y‖ él‖ sonrió.‖ Vio‖ sus‖ ojos‖ ensancharse, le vio recuperar el aliento, y le gustaba que ella fuera tan consciente de él como él de ella. ―Estoy‖pensando,‖Lil,‖que‖es‖el‖momento‖en‖que‖me‖muestres‖tus‖tatuajes. Lilia‖ comenzó‖ a‖ sonreír.‖ ―¿Te‖ quedan‖ suficientes‖ fichas‖ para‖ conseguir‖ una‖ habitación sin ventanas, Montgomery? Soy un poco tímida. La idea misma de Lilia sobre ser tímida hizo reír a Montgomery, pero él no iba a discutir con ella. Tenía cosas mejores que hacer. Montgomery se marcharía cuando su misión se cumpliera. Lilia no quiso saber los detalles de su misión, no quería saber los parámetros exactos de su tiempo en la tierra. No era su gusto esquivar la verdad, pero Montgomery ya era alguien de quién había llegado a depender. Ella deseaba que se quedara. Ella sabía que no era para ella de preguntar. Regresaron a la habitación de las prostitutas y a la gran cama con cuatro columnas masivas de bordes dorados. Montgomery era más ágil en la escalera, el regenerador del tejido había hecho su trabajo lo suficientemente bien. Él ya estaba preocupado, pensando en su curso de acción, y Lilia sintió que él se iría pronto. Ella quería toda su atención por última vez. Incluso si ella tuviera que mostrarle sus tatuajes. Cerró la puerta detrás de ellos y tiró de las pesadas cortinas. Encendió las velas en el aparador, sintiendo la mirada fija de Montgomery siguiéndola. La sala se llenó de sombras misteriosas, la decoración decadente y lujosa. Era perfecta. Lilia se retorció bajo la cama, alisó las sábanas, y rellenó las almohadas.

Foro Purple Rose

Página

Ella se puso de pie en el centro de la habitación y desato su cabello. La trenza ya se había soltado pero ella sacudió la pesada carga de su cabello, dejando que las cuarenta y dos pulgadas de su cortina oscura la rodearan. Los ojos de

314

Se volvió a encontrar a Montgomery apoyado contra la puerta, con los brazos cruzados sobre el pecho. Esa sonrisa jugaba con sus labios, lo que hizo aumentar la presión arterial de Lilia. Su pecho estaba desnudo, la camisa y la chaqueta habían sido enviadas por el regenerador de tejidos, y llevaba sólo su capa. Sin revelar su bragueta, Lilia no tenía ninguna duda de lo que estaba en su mente. Parecía un rey de los piratas, un pícaro impredecible con placer en su mente.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery brillaron mientras ella desabrochaba la chaqueta del traje de lycra negro. Su corsé era tan negro como el traje y ella sabía que contrastaba con su pálida piel. Se quitó las botas y las puso a un lado, luego, se retorció en sus pantalones. Dobló el traje de lycra cuidadosamente, dándole Montgomery una buena vista de sus bienes mientras lo hacía. Cruzó el suelo descalza, deteniéndose delante de él. Parecía dispuesto a dejar que se moviera a su ritmo. Ella desabrochó su capa y la dejó a un lado, luego, pasó la punta de los dedos sobre la anchura de su pecho. Ella comprendió por qué no había dejado de verlo desnudo antes, pero ahora ella quería una buena mirada. Podría ser la única oportunidad que ella tenía. Ella se acercó y le besó la oreja donde su monitor había estado, dejando que sus dedos bailaran sobre la carne herida en la sien. Ya estaba cerrado, mientras el disparo estuviera en su hombro. Ella le impulso a dar la vuelta con una caricia en su mano y lo hizo, mostrándose de espaldas a ella. Lilia se pasó las manos en su carne que se reparaba ligeramente, luego, localizó la longitud de sus cicatrices con un dedo. Era difícil de creer que había tenido alas, aunque no tan difícil de creer que había sido un ángel. Su cuerpo era hermoso, perfecto sin las cicatrices, y diseñado como una pieza de fina escultura. No podía imaginar cómo se había sentido al perder sus alas, pero ella había visto el dolor de Raphael. Ella se inclinó y tocó sus labios con el tejido de la cicatriz. Montgomery contuvo el aliento. Se volvió y la tomó, deslizando sus dedos en el pelo mientras la besaba con dulce urgencia. Lilia se encontraba así misma en punta en los dedos de los pies, arqueando contra sus fuerzas. Sus pezones se deslizaron por encima de su corsé y le rozaba el pelo en el pecho. Su beso profundo, se hizo más exigente, y ella sintió que su deseo prensándose contra su vientre. Se separaron, su respiración era pesada, y Lilia le sonrió a Montgomery mientras llegaba al cierre del pantalón. Se quitó las botas y las echaron a un lado, lo mismo con los pantalones.

Foro Purple Rose

Página

Le tomó la mano entre las suyas y le besó los dedos, con los ojos brillando con promesa. Entonces él le dio la vuelta, bajó su cabello a un lado, y tiró de sus cordones libres.

315

Estaba desnudo ante ella. Desnudo y magnífico, tan espléndido que Lilia contuvo el aliento.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

El corsé cayó en la alfombra y Montgomery soporto la cintura de Lilia con sus manos. Se inclinó y besó el tatuaje en la base de su espina dorsal, y luego deslizó sus dedos a través de ella. ―¿Qué‖quieren‖decir? ―Cada‖grado‖es‖conmemorado‖por‖un‖tatuaje‖en‖el‖chakra‖apropiado,‖―dijo. ―¿Chakra? ―Los‖ Chakras‖ son‖ los‖ puntos‖ de‖ energía‖ en‖ el‖ cuerpo,‖ de‖ acuerdo‖ a‖ la‖ vieja‖ misticismo. Regulan las facetas de nuestra vida y marcan los hitos de desarrollo. Nosotros los tatuamos en orden. ―Ella‖ miró‖ por‖ encima‖ del‖ hombro‖ de‖ él―.‖ Ese es el primer chakra, en la base de la columna vertebral. Simboliza la conciencia del yo y nuestro cuerpo físico, así como el instinto de conservación. ―Tu‖tatuaje‖es‖una‖manzana.‖―Su expresión se tornó burlona. Lilia‖sonrió.‖―Me‖han‖llamado muchas veces tentadora. ―Me‖ pregunto‖ por‖ qué. ―Montgomery‖ sonrió,‖ luego‖ levantó‖ a‖ Lilia‖ en‖ sus‖ brazos. Él la besó mientras la llevaba a la cama, luego, la puso dentro de los linos. Extendió sus cabellos sobre las hojas y la estudió como si fuera una maravilla. ―Considérame‖ tentado,‖ ―susurró, luego se inclinó para embromar su pezón con la lengua. Su mano se desvió hacia el pubis y Lilia sabía el momento en que vio el segundo tatuaje. ―El‖segundo‖chakra‖se‖encuentra‖en‖los‖genitales.‖Representa‖el‖deseo‖terrenal y la tentación física. ―Una‖ serpiente,‖ ―dijo‖ Montgomery‖ y‖ la‖ miró―. ¿La tentación que no se puede confiar, tal vez? Lilia‖ sonrió.‖ ―Exactamente.‖ El‖ deseo,‖ el‖ placer‖ sexual,‖ quiz{‖ a‖ costa‖ de‖ otras‖ cosas. El nombre de esa serpiente es Maximilian. Se‖encontró‖con‖su‖mirada‖ y‖ella‖ sabía‖que‖él‖reconocía‖el‖ nombre.‖―El‖padre‖ de Dalila, ―él‖dijo‖que‖y‖Lilia‖no‖podía‖dejar de apretar los labios. ―Él‖los‖llamó‖para‖cosecharla‖en‖el‖hospital.‖Ahora‖mismo.‖Es‖una‖lección‖que‖ no quiero olvidar.

Foro Purple Rose

Página

Lilia deslizó sus brazos alrededor de su cuello y lo arrastró más de cerca. ―Definitivamente‖ no, ―murmuró,‖ sin‖ atreverse‖ a‖ la‖ espera‖ de‖ su‖ único‖ deseo―. Sólo es malo cuando es solo un deseo. ―Ella‖ vio‖el‖resplandor‖fugaz‖

316

Deslizó su mano por la piel suave, como si estuviera tratando de aliviar su dolor.‖―Pero‖no‖todo‖deseo y tentación es malo, ¿verdad?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

de su sonrisa y su corazón se apretó con la convicción de que estaría de acuerdo con ella. Entonces él la besó de nuevo. Se saborearon el uno al otro, explorándose, mostrándose y degustándose y disfrutando. Montgomery acarició a Lilia como lo había hecho antes, su mirada brillaba mientras ella se retorcía bajo su tacto. Ella le hizo ver la plenitud del placer que le daba. Se dio a conocer en su presencia, desnuda, sin secretos. Fue liberador y nuevo. Montgomery no la juzgaba ni le buscaba defectos. Él no la desaprobaba ni la condenaba. ¿Era este su regalo para ella antes de dejarla para siempre? No era suficiente. ―Hay‖una‖m{s,‖―dijo finalmente, moviendo sus manos a su vientre. Lilia hizo un sonido de protesta y se rió. Trazó la espiral allí del texto y le hizo cosquillas a Lilia. ―El‖tercer chakra es en el ombligo, ―le‖dijo‖ella,‖sabiendo‖que‖él no lo dejaría ser―. Gobierna la identidad y autonomía. ―¿La‖misión‖de‖tu‖vida,‖tal‖vez? ―dijo, y en realidad no era una pregunta. Después de todo, él había leído el tatuaje. Y no sostenía el pasado en su contra. Lilia estaba recién desvelando sus secretos. Alcanzo a Montgomery y tiró de él más de cerca, deseándolo todo de él y queriéndolo ahora. Parecía muy contento de cumplir. Horas más tarde, todavía estaban enredados en la cama. Lilia sabía que el sol estaba saliendo, porque los bordes de las cortinas eran cada vez más claros, pero ella no tenía ninguna prisa por dejar su pedazo de cielo. Montgomery tenía una punta de los dedos alrededor de su ombligo, siguiendo el curso de una espiral del nombre de su‖ hija.‖ ―Dalila‖ Louise‖ Desjardins ―susurró,‖luego‖se‖inclinó‖y‖besó‖su‖carne.‖Tenía‖los‖ojos‖muy‖verdes‖cuando‖la‖ miró―. Tu hija. Lilia asintió con la cabeza, su garganta estaba apretada.

Foro Purple Rose

Página

Lilia tomó aliento‖ temblando,‖ teniendo‖ que‖ decirle‖ la‖ historia‖ completa.‖ ―El‖ descubrió por que vine realmente a la Sociedad. Se lo dije una noche que estaba muy borracho. Pero Gid la buscó. El no me dijo hasta que la encontró. Ella estaba trabajando en un molino. Utilizan a niños para que hicieran reparaciones

317

Montgomery pasó la punta de sus dedos a través de su piel, haciéndole temblar.‖―Me‖alegro‖de‖que‖Fitzgerald‖la‖encontrara‖para‖ti.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

en los pequeños espacio debajo del equipamiento, aunque algunos de ellos murieran. ―¿Por‖qué‖ella‖era mutante? ―Ella‖ tenía un tercer ojo, justo como Micheline. En el molino, ellos se dieron cuenta que ella sabia cosas que pasarían antes de que pasaran. Gid había rastreado su número y la había localizado, luego descubrió que ella estaba siendo transferida al Instituto para un nuevo estudio. ―Ella‖tomó un inestable respiro.‖―Él‖entró al‖protocolo< ―ella‖empezó‖y‖no‖pudo‖continuar. Montgomery la atrapó cerca,‖ sintiendo‖ su‖ consternación.‖ ―Déjame‖ adivinar:‖ ella no pudo haber sobrevivido al examen. Lilia‖ sacudió‖ su‖ cabeza.‖ ―Ella‖ sólo tenía nueve años. Sólo era una niña pequeña. Le rogué a Gib que la ayudara. Le prometí cualquier cosa, todo. ―Sus‖ l{grimas‖estaban‖corriendo‖libremente―. El la robo de la Sociedad y falsifico su muerte. La escondió en Nueva Seattle en un viaje de comunitario 29. Ella exhaló un suspiro. ―Era‖en‖contra‖de‖todo‖lo‖que él creía. Montgomery habló en voz baja.‖―Pero‖él lo hizo por ti. ―Ni‖ si‖ quiera‖ le‖ creí,‖ durante mucho tiempo, pero sabía que Gid no podría mentir para salvar su vida. Lilia tragó.‖―El‖mintió,‖aunque,‖para‖salvar a Delilah. ―¿La‖viste‖otra‖vez? Lilia sacudió su cabeza y sus lágrimas cayeron, esparciéndose por sus mejillas ―No‖desde‖que‖ellos‖se‖la‖llevaron.‖Gid‖dijo‖que‖sería muy peligroso y yo sabía que tenía razón. Pero aun así. ―Ella tomó aliento―. La sostuve durante un minuto cuando ella nació y después había desaparecido. Para siempre. Mi madre ni si quiera pudo verla. Lilia lloró después, lloró como si ella nunca lo hubiera hecho desde que Delilah había sido recogida. Montgomery la atrapó y la meció. El calor de su piel, la ternura de su abrazo, estaba confortándola. Lilia se dejo llevar y lloró desde lo más profundo de su alma.

Comunitario: Conjunto de individuos que viven en una comunidad gestionada y administrada por ellos mismos al margen de las convivencias sociales. 29

Foro Purple Rose

Página

Lilia rió‖ cortamente.‖ ―Él fue el que el que llamó al Darwinista Nuclear en el servicio en el hospital. ―Ella‖sabía que sus palabras fueron amargas pero no le

318

―¿Qué‖hay‖acerca‖de‖Maximilian?


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

importo―. Max le dio vistazo y eso fue todo lo que necesitó para rechazar a su propia criatura. No esperé mucha compasión del mismo. El dejó claro que no necesitaba a una conyugue embarazada o una dependiente. ―Ella‖ tomó su aliento‖y‖enterró‖su‖rostro‖en‖el‖pecho‖de‖Montgomery―. Yo fui la que lo llamó al hospital. Pensé que viendo al bebe podría hacerlo cambiar de parecer. ―No‖pudiste‖haberlo‖sabido. ―Debí‖ haberlo‖ sabido.‖ No‖ hay‖ compasión‖ en‖ Max.‖ Era joven y estúpida y confiada. ―¿Inocente? ―Montgomery‖preguntó y Lilia le miró. ―Inocente, ―ella‖coincidió―. Pero ya lo superé. El‖ unió‖ sus‖ dedos‖ con‖ los‖ de‖ ella‖ y‖ su‖ voz‖ cayo‖ baja.‖ ―¿Es‖ ese‖ un‖ cambio‖ permanente, Lil? Su aliento se atrapó.‖―Había pensado así, durante mucho tiempo. ―Ella‖apretó‖ el agarre de sus dedos en él y‖ sus‖ palabras‖ se‖ volvieron‖ densas―. Pero últimamente, Montgomery, me he estado sintiendo un poco aficionada. El‖sonrió‖y‖beso‖su‖sien.‖―Yo‖también, ―el susurró y su corazón dio un brinco. El cerró sus brazos alrededor de ella y la sostuvo apretadamente y Lilia se contento, por el momento, de escuchar su corazón latir debajo de su mejilla. ―Debiste‖haber‖tenido‖otro‖niño, ―dijo‖el‖finalmente‖y‖ella‖escucho‖el‖enojo‖en‖ su‖voz―. Hubieras sido una buena madre. Lilia‖se‖hubiera‖reído‖sino‖estuviera‖tan‖triste.‖―¿No‖sabes,‖Montgomery? El la empujó hacia atr{s‖para‖verla.‖―¿Saber‖qué? ―El‖regalo‖de‖graduación‖que‖el‖Instituto‖da‖para‖todos‖sus‖miembros‖es‖ una‖ esterilización. ―Lilia‖ vio‖ su‖ sorpresa‖ y‖ consternación―. La idea es que no seamos capaces de manejarnos para hacer evaluaciones imparciales de nuestros propios hijos. Creo que soy una prueba positiva de ello. El‖ frunció‖ el‖ ceño.‖ ―Entonces‖ el‖ precio‖ de‖ salvar‖ a‖ Delilah‖ era‖ sacrificando‖ tu‖ oportunidad de alguna vez tener otro hijo. ¿Lo sabías? Lilia‖asintió.‖―Simplemente no podía dejarles tenerla. No podía dejar que eso pasara.

―¿No‖has escuchado nada desde esa vez?

Foro Purple Rose

Página

―¿Cuál es el problema?

319

El la sostuvo apretadamente de nuevo pero ella sintió una repentina diferencia en su humor. El se veía preocupado.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

―No.‖La‖comuna‖se‖movió‖tres‖o‖cuatro‖veces‖en‖una‖r{pida sucesión y luego desapareció. Lilia‖se‖corrigió.‖―Bueno,‖eso‖no‖es‖cierto.‖Raphael‖dijo‖que‖ él le había dado a Delilah mis saludos. El prometió protegerla. Montgomery‖se‖sorprendió.‖―¿Lo‖hizo? ―A‖su‖asentimiento,‖el‖sonrió―. Bien. ―¿Bien? Lilia mantuvo la mirada de Montgomery y las palabras no cayeron fácilmente de‖sus‖labios.‖―¿Los‖{ngeles‖pueden ser de confianza, Montgomery? Ella no estaba preguntando solo por Raphael. Montgomery sonrió lentamente, con el calor llenando su mirada. Se inclinó y rozo sus labios con los de ella ligeramente, luego deslizó un dedo por su mejilla. ―Absolutamente,‖Lil, ―el‖dijo‖con‖ una‖tranquila‖fuerza‖que‖la‖llenó de nueva confianza―.‖Tienes‖mi‖palabra‖en‖ello. La PDA de Montgomery vibró. El chequeó el mensaje y su humor se volvió sombrío. Ellos tal vez estuvieron tomándose un descanso, pero el asesino no mostro mucha inclinación. ―¿Qué‖sucede? ―Lilia‖pregunto. ―No te va gustar. ―Muéstrame. ―Ella‖se‖enderezó y miró determinada. ―Otro‖mutante.‖¿Conoces‖a‖este? ―Montgomery‖relampagueo‖una‖imagen‖de‖ otra mutante eviscerada. Lilia hizo una mueca y miró a‖otro‖lado‖para‖componerse.‖―Necesitas‖dejar‖de‖ hacerme esto a mí, ―ella‖ se‖ quejó―. ¿Podría solamente ver el rostro del mutante? Montgomery la tapó, editando la imagen, luego mostró la imagen otra vez. Lilia se inclinó contra él mientras‖ la‖ examinaba.‖ ―Ese‖ es‖ la mutante que nos seguía, la que me mordió. Ella trabajaba en el hotel, en el escritorio de enfrente. Ahora, ¿Ella también ha sido asesinada? Montgomery asintió.

Foro Purple Rose

Página

Montgomery‖ resolvió‖ que‖ no‖ había‖ manera‖ de‖ evadir‖ la‖ verdad.‖ ―Ella fue dejada en tu habitación del hotel, disparada en la cabeza con tu arma.

320

―Realmente‖la‖mala‖suerte‖me‖sigue,‖eso‖es‖seguro. ―Lilia‖toqueteó el lóbulo de su oreja.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Lilia‖ estaba‖ indignada.‖ ―¡Pero‖ ni‖ siquiera‖ tengo‖ mi‖ arma!‖ ¡El‖ guardia‖ de‖ seguridad me la confisco en el hotel! Montgomery cubrió su PDA.‖―Él le dio una declaración jurada a Dimitri que él te regresó el arma cuando te fuiste del hotel la noche pasada. ―¡Mentiroso! ―Lilia‖ estaba‖ muy‖ furiosa―. Nunca me la devolvió. Está mintiendo. ―Hay una alerta, para arrestarte, dado que eres una persona violenta que es una amenaza a la sociedad a la larga. Lilia‖ palideció.‖ ―¿Yo?‖ Yo‖ no‖ lo‖ hice,‖ Montgomery.‖ Yo‖ nunca‖ cortaría‖ a‖ una‖ persona viva de esa manera. No podría. ―Eso‖no es lo que el sistema piensa. Ella mordió su labio y miró hacia otro lado. ―Lil, ―el‖dijo‖suavemente―. Sé que no lo hiciste. Sé que no tenias tu arma la noche pasada, porque tú nunca hubieras utilizado la mía de otra manera. Y no hay lugar en el que podrías haberla escondido sin que yo la encontrara. Ella lo miró,‖un‖rayo‖de‖esperanza‖en‖sus‖ojos.‖―Hubiera‖sido‖lindo‖si‖tan solo hubieras confiado en mí. Montgomery sonrió. Él lo‖ hizo‖ y‖ ella‖ ya‖ lo‖ sabía.‖ ―Tal‖ vez este sea un buen momento para decirme como engañaste en Disección y Vivisección. Toda la lucha salió de los hombros‖de‖Lilia.‖―Has‖adivinado. Él le reservó una mirada de complicidad.‖―Ni‖siquiera‖puedes‖mirar‖la‖imagen‖ de un cadáver. ¿Cómo es posible que seas responsable de estos asesinatos salvajes? No hay manera en la que tú incluso te hubieses mostrado para aquellas clases. Lilia sonrió ya que había visto a través ella tan bien.‖―No‖podría‖decirte‖antes.‖ Era mi palabra contra la de los bancos de datos. ―Fitzgerald. ―No había duda en su tono. Lilia asintió con la cabeza.

Foro Purple Rose

Página

Lilia‖volvió‖a‖asentir.‖―Pero‖no‖lo‖entiendo.‖¿Cómo‖encontraron‖un‖cad{ver‖en‖ mi unidad?

321

―Él‖ te‖ ayudó‖ a‖ pasar‖ los‖ cursos‖ b{sicos,‖ ya‖ que‖ estaba‖ loco‖ por‖ ti.‖ Sabía‖ que‖ querías encontrar a tu hijo, y necesitabas graduarte para tener acceso a los archivos.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

Montgomery‖ hizo‖ una‖ mueca.‖ ―Alguien‖ se‖ quejó‖ de‖ forma‖ anónima‖ por‖ el‖ olor. ―Se‖levantó‖y‖se‖vistió―. Por lo tanto, sólo hay una cosa que hacer, como lo veo. Ella levantó la vista, preguntándose en los ojos. ―Est{s‖bajo‖arresto,‖Lil. Lilia saltó a sus pies y se alejó, luciendo‖indignada.‖―¡No‖lo‖creo! Montgomery estaba despreocupado.‖―Es‖por‖tu‖propia‖seguridad. ―Eso‖es‖lo‖que‖dicen‖todos. ―Necesitamos‖pruebas.‖Est{n‖en‖la‖vieja‖ciudad.‖No‖vamos a la vieja ciudad sin pseudo-piel. El mío esta en el recinto y el tuyo, voy a asumir, que está en su unidad del hotel. Así que, el plan consiste en que te detengo, vamos a la comisaría, y luego volvemos a la habitación del hotel para confirmar tu historia. ―Iré‖sola... ―No. ―Él‖negó‖con‖la‖cabeza―. Hay un guardia postrado en el hotel, mirando sólo para ti, y todos los policías de la ciudad han recibido este boletín con todos los puntos. Eres considerada armada y peligrosa, por cierto, el boletín está marcado a disparar para matar. ―Él la miró con los ojos muy abiertos, desnudos y vulnerables―. Nunca entraras en la vieja ciudad sin mí, Lil. Por lo tanto, ¿somos un equipo o no? Ella‖sonrió‖con‖esa‖sonrisa‖pícara.‖―Eres‖irresistible‖a‖veces,‖Montgomery. Él‖suspiró‖con‖paciencia.‖―¿Sólo‖a‖veces?‖Voy‖a‖tener‖que‖trabajar‖en‖eso.

Foro Purple Rose

Página

322

Lilia‖saltó‖hacia‖él‖y‖le‖dio‖un‖beso‖victorioso.‖―Yo‖puedo‖ayudar.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

XX

Traducido por flochi Corregido por Emii_Gregori

L

o único bueno fue que Lilia había sido atrapada dentro de la licra negra. Ella observó cómo un millón de dólares en el lugar, incluso con una

banda de seguridad en el escritorio de Montgomery. Estaba repantigada, como si tuviera todo el día, y deseaba que Montgomery lo consiguiera en la marcha. Ella podía escuchar a los policías hablando en sus cubículos y espiando sin pudor. Desafortunadamente, los policías estaban hablando de política, siempre una fiesta aburrida para Lilia. ―Te‖ lo‖ estoy‖ diciendo,‖ ―le dijo de ellos al otro―. No deberías malgastar tu voto en Matheson. Que Maximilian Blackstone es el hombre que necesitamos en Nueva D.C. Las orejas de Lilia se aguzaron. ―No. No. no me gusta su estilo. ―No me gustaría que terminemos en un conflicto global si el Presidente Matheson es reelegido. ―¡Acaba de negociar un tratado con China! ―¿El último viaje oficial antes de las elecciones? El momento es demasiado bueno y el trato se hizo demasiado pronto. Quería salir de ahí y ellos querían librarse de él, así que acordaron llegar a un acuerdo por el momento. Nada saldrá de eso. ―¡Eres un escéptico!

toda la prensa posible. ―El primer policía soltó un bufido―. Nunca importa lo que le cueste volar a él y todo su séquito y todos los chicos de la prensa local

Foro Purple Rose

Página

Matheson ni siquiera debió haber ido a china, pero no, él tenía que conseguir a

323

―Tú crees demasiado en lo que te dicen, Thompson. Habrá otra guerra. Veras.


Claire Delacroix

Fallen Angels

Fallen

hasta la mitad del mundo. Un despilfarro, eso es lo que ha sido la administración‖de‖Matheson.‖Se‖merecen‖ser‖echados‖de‖sus< Volar. Lilia pensó en Hiroshima y su aeroplano entregando una carga. Ellos no lo harían. ¿O sí? El otro policía rió. ―¿Y tú crees que Blackstone será mejor? Eres un optimista. —Al menos Blackstone todavía no ha aprendido como explotar el sistema. Tenemos la oportunidad de conseguir unos buenos años de él. Aunque Lilia tendía a esta de acuerdo con el escepticismo del primer policía de los políticos, estaba equivocado sobre Max y su habilidad para trabajar el sistema. Max podía sonsacarle sangre a una piedra, si significaba más comodidad y riqueza para sí mismo. Lilia estaba tentada de contribuir a los chismes de la conversación. La verdad debe ser dicha, era parte de lo que le gustaba de Max. Él era tan automotivado que era completamente predecible. ―Hey, ¿vas a ver el regreso del presidente esta noch