Issuu on Google+

MÚSICA Y MOVIMIENTO

3º Educación Infantil Grupo 371 Clara Elena Aparicio García-Risco


ÍNDICE Prólogo. Capítulo 1: El diapasón. Capítulo 2: Las baquetas. Capítulo 3: Percusión corporal. Capítulo 4: Afinación. Capítulo 5: El metrónomo. Capítulo 6: La coreografía. Capítulo 7: Las quejas. Capítulo 8: Danzas y ritmos. Reflexiones.


PRÓLOGO Una clase diferente y una forma distinta de evaluación es lo que nos propone Tomás para la clase de música, correspondiente al movimiento. Al principio pensaba que iba a ser más sencillo y que iba a tener que dedicarle menos tiempo, pero en realidad ha sido todo lo contrario. He aprendido mucho, supongo que al igual que mis compañeros, pero con un trabajo personal mucho mayor de lo que se nos exige en clases que son sólo teóricas. Acostumbrarnos a que no todo sea teoría es quizás lo más chocante. Normalmente tenemos que aprender teoría, las aplicaciones didácticas que podemos encontrar, lo que establece el currículo para esa asignatura… y no lo hemos dejado de hacer, sólo que de otra forma. Sabes que es lo tienes que hacer, que hay que encontrar su aplicación en el aula, su adaptación según la edad de los alumnos, pero lo hemos hecho de forma intuitiva y práctica, en lugar de teóricamente. Teniendo que buscar cómo lo haríamos, viendo lo que pensamos, de forma individual, qué podemos hacer y cómo, y compararlo con lo que el resto de los compañeros creen que se puede hacer. De esta forma, encontramos no sólo una manera de llevarlo a cabo sino que podemos encontrarnos con muchas posibilidades. Somos capaces así de encontrar en qué falla nuestra idea y si queda claro lo que queremos exponer o no, encontramos una actividad nueva a partir de una propuesta dada por otro compañero… A través de estas clases, aprendemos a ponernos delante de un público y encontramos en qué fallamos. Los nervios nos pueden jugar malas pasadas, podemos olvidar partes importantes de las explicaciones, el usar un mismo tono de voz puede aburrir, usar condicionales no es lo más idóneo, pues puede dar lugar a error… Comentar las propuestas, “yo lo haría mejor así…”, “en lugar de decir… yo diría…” Todo esto nos facilita la tarea en el aula. Pero no quiere decir que el esfuerzo y el trabajo vayan a ser menores, al contrario, pero mucho más satisfactorio sí.


CAPÍTULO 1: EL DIAPASÓN


DÍA 1: 23/01/12 Nos colocamos de pie formando un círculo, vamos a aprender técnicas de dirección de una orquesta. Técnicas de dirección: El director es la persona más representativa, pues es él quien va a dirigir y va a conseguir que la orquesta recree la obra de un compositor de la forma más correcta, ajustándose a lo que el compositor quería transmitir cuando la creó. Lo logrará a través de una serie de gestos que representará con los brazos o con la batuta, que será una prolongación de los mismos. La posición del director debe ser adecuada:  Espalda recta.  Mirada al frente, hacia el grupo que va a dirigir.  Brazos ligeramente adelantados.  Antebrazos paralelos entre ellos y con el suelo.  Manos rectas, no deben quedar colgando, y con los dedos ligeramente curvados. Claves para dirigir una orquesta:  Es fundamental percatarse de que todo el mundo está siguiendo el ritmo y el movimiento. Si alguno no lo sigue deberemos hacerle ver que tiene que modificarlo. (Ejemplo: estamos siguiendo un ritmo con las manos y los pies, todos empezamos con el pie derecho. Un compañero se ha perdido y ahora lo está siguiendo con el izquierdo. El director, cada movimiento que haga con la derecha, lo exagerará, para que así el compañero se de cuenta que es con el derecho con el que debería empezar y pueda rectificarlo).  Cuando el ritmo que queramos llevar sea lento, los movimientos a realizar con los brazos o la batuta, deberán ser suaves, el resto del cuerpo acompañará a los brazos (suaves movimientos de cabeza, balanceo del cuerpo...). Si por el contrario son rápidos y dinámicos, los movimientos serán más fuertes, el cuerpo se moverá rápidamente (como hacía Luis Cobos).


Sigue o pasa la palmada: Seguimos colocados en círculo, Tomás da una palmada y la persona que está a su derecha debe dar otra palmada y así sucesivamente, hasta que demos la vuelta completa. El director, el profesor, va dando las pautas del juego mientras se van dando las palmadas. Se puede cambiar de dirección, para ello debemos dar una patada en el suelo. Si queremos que se cambie de sentido hacia la izquierda tendremos que hacerlo con la pierna izquierda y si queremos que sea a la derecha con la derecha. Quien no lo haga bien quedará eliminado, si no se está atento y no damos la palmada, si no nos enteremos de que nos toca, si no hacemos bien el cambio de dirección…, quedaremos eliminados. Al final del juego quedaron ocho personas y el profesor. ¿Qué aptitudes se han trabajado durante el juego?  Atención, había que estar concentrado y atento para no equivocarnos al dar la palmada y para ver con qué pie se producía la patada y así saber qué dirección estábamos siguiendo.  Audición, teníamos que escuchar las palmadas y sobre todo las patadas en el suelo por si se cambiaba de sentido.  Coordinación, dar la palmada en el momento justo, al igual que la patada.  Memoria, acordarnos de las reglas del juego, si la patada es con el pie izquierdo el sentido cambia hacia la izquierda…  Reflejos, ligado a todo lo anterior, si nuestra atención, audición, coordinación y memoria no están a pleno rendimiento, nuestros reflejos no serán buenos y nos eliminarán.


 Seguir el ritmo, le podemos añadir música y habría que hacerlo con el ritmo que nos marque la música elegida. Hay que tener en cuenta:  Las normas no tienen por qué explicarse siempre al principio, se pueden ir incorporando durante el juego.  Tiempo empleado en el juego.  Es un juego de liderazgo. El líder, en este caso el profesor, era el guía y el que marcaba las normas mientras se jugaba.  Hay que adaptar el juego para los niños de infantil. En lugar de eliminados y ganadores, todos deberían participar durante toda la clase. Los eliminados pueden marcar el ritmo con palmas para que sea más rápido o lento, el líder puede cambiarse cuando el actual se canse y ceda el puesto a otro compañero…

EL DIAPASÓN  Regulador de voces e instrumentos consistente en una lámina de acero doblada en forma de horquilla con pie, y que cuando se hace sonar da un LA fijado en 435 vibraciones por segundo. Los más usados son de 440 vibraciones por segundo.  Pieza de metal, generalmente fabricada en acero, con forma de U. Para usarlo es necesario golpear, suavemente, las dos partes de la horquilla o de la U, de manera que comience a vibrar. El sonido que emite es muy bajo, por lo que normalmente se necesita de un amplificador, para ello la parte que no vibra se apoya en la caja de resonancia de un instrumento o superficie rígida y así lo podremos oír mejor. En nuestro caso podemos utilizar la pizarra o una mesa del aula. Es importante sujetarlo por el cuello, porque si lo hacemos por las dos ramas de la horquilla o de la U, perderemos el sonido y dejará de vibrar. Juegos con el diapasón: Presentamos el diapasón a los niños, decimos su nombre pero no les explicamos cómo se usa y para qué sirve.


 Colocamos a un niño o varios, según prefiramos, sentados mirando al resto de la clase y les pedimos que se tapen los oídos. El profesor golpea el diapasón, para hacerlo vibrar, y se lo coloca a los niños en la cabeza. Así escucharán el sonido y su cara reflejará sorpresa, lo que hará que el resto de compañeros se rían al ver sus caras, porque no saben lo que ha pasado. Los niños tendrán que explicar a sus compañeros lo que ha pasado. Unos explicarán a otros que el profesor ha golpeado el diapasón y otros dirán lo que han escuchado cuando se lo han puesto en la cabeza.  El profesor les explica que no sólo nuestras cabezas nos permiten escuchar el sonido que emite el diapasón, también la pizarra nos puede dejar escucharlo, una mesa... Para lo que pide silencio y hace la prueba.  Un alumno se sitúa delante de la clase con los oídos tapados y el profesor hace vibrar el diapasón, pero en lugar de colocárselo en la cabeza al niño, le coloca un dedo, por lo que el niño no escucha nada y el resto de la clase se ríe porque sabe lo que está pasando. Lo intenta así varias veces, hasta que finalmente coloca el diapasón sobre la cabeza del niño que escucha el sonido por fin y se muestra sonriente a sus compañeros.  Les podemos enseñar que no sólo con la cabeza se puede escuchar el sonido del diapasón. Un niño se remanga la ropa por encima del codo, dejándolo al descubierto, dobla el brazo y con el hueso de la muñeca de ese brazo se tapa el oído, el otro oído lo tapa con la mano correspondiente. Se hace vibrar el diapasón y se coloca sobre el codo, lo escucha perfectamente. Es importante conocer para qué sirve el diapasón, y cualquier otro instrumento, antes de presentárselo a los alumnos. Para qué sirve, sus características, sus funciones… y así poder presentárselo de forma distinta y divertida a los niños. Conseguiremos que vean la música como algo divertido y entretenido.

(Falté a clase, porque estaba trabajando y no pude cambiar el turno.)


CAPÍTULO 2: LAS BAQUETAS


DÍA 2:30/01/12 LAS BAQUETAS  Palillos con los que se toca el tambor.  Son de madera, fibra de carbono o de plástico y en música se usan para hacer percusión.  Pueden tener distintas longitudes y distintos tipos de puntas (triangular, ovalada, redonda…).  Se distinguen por el material, la longitud, el grosor, los tipos de madera y de puntas. Cada percusionista debe encontrar el tipo de baqueta que mejor se adapte a sus necesidades. Hoy aprenderemos a coger las baquetas de una forma distinta. Nuestra intuición nos lleva a coger una baqueta en cada mano, pero vamos a ver otras posibilidades, como es coger dos en cada mano. Para ello, debemos tener en cuenta:  Posición inicial, manos bien estiradas y con los dedos separados.  Se coloca la primera baqueta en el centro de la mano, en paralelo al dedo corazón.  La segunda baqueta la debemos colocar perpendicular a la primera, formando un ángulo de noventa grados.  La segunda baqueta sujeta a la primera, por lo que tendremos que hacer fuerza para no dejarlas caer.  Cerramos la mano, el dedo que separa las baquetas es el índice.

 La baqueta que se mueve es la que hemos colocado en segundo lugar.  Hacemos los mismos pasos con la mano derecha.


 Sujetarlas con fuerza, como ya he dicho, para que cuando toquemos un instrumento no se nos caigan o se nos queden colgando, y no poder dar la nota correcta. Si sólo tenemos que tocar la melodía lo haremos con la baqueta interna, si tenemos dos acordes, para llegar antes a las notas, lo haremos con las dos baquetas. Debemos:  Aprender a manejar las baquetas, por lo que deberemos practicar con ellas.  Considerar el ritmo, el oído y la melodía.

Actividad: Vamos a tocar las baquetas, para ello contamos con las baquetas, la marimba y una canción de Nataly Cole. Marimba: instrumento de percusión, parecido al xilófono.

Tomás acompaña a la canción elegida tocando una serie de notas en la marimba con las baquetas. Una vez que nosotros vemos el funcionamiento, salen compañeras voluntariamente a tocar la marimba como lo ha hecho previamente el profesor. Aclaración: en el piano, siempre delante de dos negras hay un DO. En el caso de la marimba, sólo produce escalas diatónicas (las mismas que el piano cuando sólo se tocan las tecas blancas). Para alterar la afinación de una tecla en la marimba, se coloca una bolita de cera en el extremo de la tecla, bajando así medio tono a la afinación de la misma.


Propuesta:  Buscar extracto de una canción y acompañarla con un instrumento, con nuestro cuerpo… Prepararlo para explicarlo el próximo día en clase al resto de los compañeros.  Podemos tomar como ejemplo “La Marcha Radetzky”. Durante el concierto de año nuevo, todos los años, se acompaña la música con las palmas del público. http://www.youtube.com/watch?v=UNKykrQiwFo Dónde no sólo podemos ver cómo el público acompaña con palmas la música, sino también cómo el director dirige la orquesta.

“ES MUY IMPORTANTE ENSEÑAR SÓLO AQUELLO QUE SOMOS CAPACES DE HACER NOSOTROS MISMOS”.

(Falté a clase, enferma. Pendiente de terminar).


CAPÍTULO 3: PERCUSIÓN CORPORAL


DÍA 3: 06/02/12 PERCUSIÓN CORPORAL Hoy empezamos la clase todos sentados en círculo, aclaramos las propuestas del día anterior. Vemos quién ha buscado posibilidades de acompañamiento con el cuerpo a diferentes canciones. Conclusión: cualquier canción se puede adaptar al ritmo que queramos y podemos hacer un movimiento tan sencillo y conocido por todos como puede ser “we will rock you”. Empezamos a imitar los movimientos que nos propone Tomás, con las manos y con las piernas, hacemos percusión corporal. ¿Qué es la percusión corporal?  Aquella que usa el propio cuerpo como instrumento.  La producción de sonidos a través de “golpes” sobre el propio cuerpo y el ajeno, utilizando las manos, la boca, las piernas… ¿Qué necesitamos para realizar percusión corporal? Nuestro cuerpo y el de las personas que tenemos alrededor. Las manos para dar palmadas, los pies para dar golpe en el suelo, los dedos para hacer chasquidos, las piernas para palmear sobre ellas….

Nos ponemos en dos filas enfrentadas y vamos repitiendo los movimientos, 3 3 5 1 3… Una de las filas puede ver la pizarra, qué es dónde está la coreografía apuntada, mientras que la otra fila tiene que hacerlo de memoria. Al cabo de un rato nos cambia la posición, y los que antes podían seguir la numeración en la pizarra, ahora tienen que fijarse en los compañeros que tienen enfrente e intentar acordarse de ella, no la habían memorizado, mientras que la otra fila sí. Vamos repitiendo los movimientos, seguimos el ritmo…, estamos haciendo percusión corporal. ¿A qué equivale cada número? 1, palmada. 3, palmada, mano derecha al pecho y mano izquierda al pecho. 5, palmada, mano derecha al pecho, mano izquierda al pecho, mano derecha a la pierna derecha y mano izquierda a la pierna izquierda.


7, palmada, mano derecha al pecho, mano izquierda al pecho, mano derecha a la pierna derecha, mano izquierda a la pierna izquierda, pisamos con pie derecho y por último el izquierdo. Aplicaciones didácticas:  Reconocer las partes del cuerpo, las nuestras y las de nuestros compañeros. Tenemos dos piernas, dos brazos, dos pies…  Aprender coordinación, tienen que seguir una secuencia, ponen en práctica la memoria y la atención.  Se puede utilizar para hacer una representación a final de curso, incluir la percusión corporal, los instrumentos aprendidos y realizar una coreografía con todo lo aprendido y utilizado a lo largo del año. ¿En quién podemos fijarnos?  Mayumaná: grupo de danza y de percusión que nace en Israel en 1997, los componentes son todos de distintas nacionalidades. Mayumanut en hebreo significa destreza, habilidad y de ahí surgió el nombre. Realizan percusión, con elementos poco habituales, como puede ser un cubo de basura, cepillos de barrenderos… pero también utilizan los cuerpos para generar sonidos. Tienen un espectáculo dirigido a los niños que se llama “Adraba” y que tiene los elementos necesarios para que éstos sientan curiosidad y empiecen a disfrutar con la percusión. http://www.youtube.com/watch?v=HDZ3bOdAANk  Método BAPNE: el año pasado realizamos para la asignatura de Psicología Infantil un trabajo sobre las Inteligencias Múltiples y ahora, buscando información en internet, he encontrado una página que ayuda a desarrollar las ocho Inteligencias propuestas por Gardner a través de la percusión corporal. Con la utilización de la Biomecánica, Anatomía, Psicología, Neurociencia y Etnomusicología, que propone éste método, desarrollamos las Inteligencias Múltiples a través de la didáctica de la percusión corporal. Me parece muy interesante, porque hasta el año pasado, no conocía nada sobre dichas inteligencias y ahora encuentro que se pueden aplicar a distintas materias y nos podemos apoyar en infinitud de materias para lograr su desarrollo en el aula. http://www.percusion-corporal.com/


Afinación, con ayuda del piano, Tomás intenta que vayamos teniendo oído musical. El nos da la nota y tenemos que ser capaces de entonar. “¡Me tocó!”, soy elegida para cantar “Hijo de la luna”. Incapaz, primero por vergüenza y segundo porque me parece muy complicado entonar a la primera, ¡sólo canto en el coche! La postura la tenemos que mantener también para cantar, espalda recta, brazos a los lados, no podemos cruzarnos de brazos, pues la música no sale igual. Propuesta:  Escuchar canciones y cuando vayan a empezar a cantar bajar el volumen y empezar nosotros, para ver si somos capaces de entonar adecuadamente. Lo he intentado muchas veces a lo largo de este mes y medio, y he de decir, que sólo con las canciones que me sé de memoria, y no todas, he sido capaz de entonar. Con las canciones que no conozco me resulta mucho más complicado y por lo general subo de tono bastante.

Bailando salsa Al final de la clase, para relajarnos empezamos a aprender pasos de baile. Tomas nos dice que es sencillo y que la salsa es siempre lo mismo, que todo el mundo puede bailarla… ¡Así que empezamos! Partimos de la posición inicial, pies juntos y brazos a los lados. Primer paso que realizamos: el pie izquierdo hacia atrás, vuelve a posición inicial (1, pie izquierdo hacia atrás; 2, se mantiene en posición inicial; 3, pie izquierdo vuelve hacia delante, a la posición inicial, y 4 pie derecho en posición inicial. Hay que hacer silencio en el paso 4). Hacemos lo mismo con el pie derecho, hacia atrás; con el pie izquierdo hacia la izquierda y el derecho hacia la derecha; el pie izquierdo hacia delante y el pie derecho hacia delante. ¡Ya sabemos bailar salsa! Los brazos se pueden incorporar en cualquier momento, salen solos, no necesitamos pensar en qué momento incorporarlos. No debemos forzar demasiado el movimiento, movimientos suaves, no tenemos que descoyuntarnos las caderas. Debemos evitar abrir en exceso los pies.


Propuesta: Pasar los pasos de baile, de la salsa, a papel, para ver si realmente hemos aprendido c贸mo bailarla.


CAPÍTULO 4: AFINACIÓN


DÍA 4: 13/02/12 Hoy no tengo muchas ganas de ir a clase, me da bastante miedo, pues no quiero volver a salir a NO cantar delante de toda la clase… Afortunadamente no hemos cantado, pero eso no ha impedido que más de la mitad de la clase me la haya pasado nerviosa. Empezamos revisando los pasos de baile que hicimos el día anterior, Tomás revisa las distintas formas de representación que cada uno de nosotros hemos elegido. Hemos visto las dudas que teníamos, cómo se podía hacer mejor… Cuando alguien ha tenido dudas sobre si lo que había hecho estaba bien o no, se lo ha pasado a otro compañero para que intentase interpretarlo y si era capaz de entenderlo, dábamos por hecho que estaba bien. Si surgían dudas… no estaba claro, lo que no quiere decir que estuviese mal, sólo que explicarlo a otras personas le podía llevar mucho más tiempo de lo normal. Si la persona que lo hace lo entiende, no tiene por qué estar mal, eso sí, tiene que saber explicarlo. Mis pasos de salsa estaban más o menos bien, había olvidado hacer el silencio en el paso cuatro, error, una vez que lo he puesto los hemos dado por válidos.

AFINACIÓN:  Poner en tono justo los instrumentos musicales y la propia voz, con arreglo a un diapasón o acordarlos bien unos con otros. ¿Cómo podemos enseñar a afinar en un aula? Tomás nos propone una forma sencilla y divertida de llevarlo a la práctica en el aula, pero nos advierte que podemos encontrarnos con muchas más. Vamos a utilizar las páginas de un periódico, colocadas en el suelo a modo de piano. Cada vez que pisamos una de las hojas, damos una nota y tenemos que dar con el tono justo. Tenemos tres hojas en el suelo, correspondientes a DO, RE y MI. Varias opciones:  Podemos pasar por ellas lentamente, DOOOO, REEEE, MIIII.  Ir hacia delante y luego volver hacia atrás, DO, RE, MI, RE, DO.  Repetir una de las notas, DO DO, RE, DO, RE, MI.  Caminar por encima de ellas como quien pasea por la calle. DO, RE, MI.


 Podemos hacerlo dando saltos, con varias personas cada una haciendo una nota e incluso tocar una canción con varias personas representado las distintas notas. Lo más importante es estar afinados, para ello, Tomás nos da el tono con el piano y lo repite varias veces él, para que lo logremos. Podemos afinarnos también con el diapasón. Aplicaciones didácticas:  Admite numerosos juegos, podemos caminar de distintas formas para llegar a las notas. Ejemplo: DO son leones, RE son ranas, MI son perros...  Se puede hacer a varias voces, cantando una canción conocida por todos.  Bailar una coreografía sobre nuestro piano de papel entre toda la clase.

Pasos de baile: Comenzamos a bailar por toda la clase, primero observamos los pasos y luego nos ponemos a ello. Primero de forma individual y luego por parejas hasta conseguir llevar el ritmo por toda la clase intentando no chocarnos. Partimos como siempre de posición inicial y avanzamos con el pie derecho primero. Derecho (negra), izquierdo (negra), derecho (blanca, más largo) y volvemos a empezar, izquierdo (negra), derecho (negra), izquierda (blanca)… Se puede girar, no sólo debemos caminar en línea recta. Una vez que más o menos todos lo hemos conseguido, bailamos por parejas. Es más complicado, porque no son sólo tus pies los que hay que controlar, también los de tus compañeros. Hay que mirarse a los ojos no a los pies y bailar por la clase evitando chocar con el resto de compañeros.


Propuesta:  Debemos aprender lo que podamos sobre el metrónomo y pensar en ideas para presentar el metrónomo en un aula de infantil.  Escribir los pasos para el próximo día y ver si somos capaces de bailarlo.


CAPÍTULO 5: EL METRÓNOMO


DÍA 5: 20/02/12 ¡Empezamos la clase! Vamos saliendo a explicar nuestras propuestas para enseñar a los niños qué es el metrónomo. Salen dieciséis propuestas, que tendremos que clasificar (cuáles son grupales, por parejas, de suelo…), proponer mejoras si lo creemos conveniente… METRÓNOMO: sirve para indicar el tiempo o el compás de las composiciones musicales. Mis propuestas para presentar el metrónomo:  Cada tres pulsos, los niños deben poner cara triste, alternando con cara alegre…  Cada dos pulsos dar una palmada. Se puede combinar con los pies, con un chasquido de dedos…  Tomamos como referencia cinco pulsos, los cuatro primeros son golpes en la rodilla y el quinto es una palmada.  Imaginar que somos un reloj, cada niño hace “TIC–TAC” muy lento, luego lo hacen más rápido y al final una parte de la clase hará “TIC” y la otra “TAC”, a medida que el metrónomo vaya más rápido.  Imitar los pasos de un ladrón que entra a hurtadillas en una casa a robar, metrónomo a 60 oscilaciones por minuto, y cuando es descubierto y tiene que huir, camina más rápido, siempre siguiendo el ritmo marcado por el metrónomo, en este caso es de 120 oscilaciones por minuto. (La explico en clase). Podemos utilizar animales, tortugas para cuando hay que caminar despacio, cangrejos para cuando el metrónomo va más rápido. Propuestas de la clase para presentar el metrónomo:  Toda la clase, actividades de suelo: 

Caminar cuando no suena el metrónomo y pararnos cuando suena, hasta alcanzar la meta establecida.

Andar a cámara lenta o a cámara rápida.

Andar como los ladrones, de puntillas, para no ser descubiertos y rápido cuando les han descubierto. Puede que no sea muy educativo, no tiene mucho carácter didáctico.

Andar deprisa como el caballo, lento como la tortuga o como un cangrejo.


Guiándonos por las baldosas del suelo, saltar de una a otra al ritmo. Se pueden usar aros, cuerdas.

Bailar, al ritmo del metrónomo, una pequeña coreografía.

 Toda la clase a la vez, pero cada uno de forma individual, actividades de reposo: 

Hacer un metrónomo con nuestro cuerpo. La mano sería la aguja y según suba de la cintura hasta la cabeza la velocidad va aumentando. Nos va a servir para que los niños conozcan tanto las partes del metrónomo como las de su propio cuerpo.

Repetir un refrán al ritmo del metrónomo. Tres tristes tigres, comen trigo en un trigal… Se puede utilizar un refrán más sencillo, una poesía…

 Toda la clase a la vez: 

En el espacio que no suena el metrónomo pueden decir: luna, luna y hacen silencio cuando suena. Según aumentamos el ritmo se podría hacer por sílabas, lu-na.

Alternar, siempre siguiendo el ritmo que marque el metrónomo, palmada, palmada con rodilla. Según aumentamos el ritmo la coordinación debe ser mayor.

Somos una orquesta, dividimos la clase en tres, unos son pies, otros son rodillas y otros son palmadas. Según va sonando el metrónomo vamos incorporando los distintos sonidos, lo podemos hacer todos a la vez o alternándolos.

 Pequeños grupos: 

Conversación al ritmo del metrónomo, por parejas. Tienen que hablar rápido o lento, según el ritmo del metrónomo.

Varios niños constituyen las piezas del metrónomo, uno hace de soporte, otro de varilla… Demasiado complicado para hacerlo con niños muy pequeños, me gusta más que cada niño forme un metrónomo con su propio cuerpo.

Al ritmo del metrónomo, los niños en corro van poniendo las manos encima de las de sus compañeros, haciendo torre. Los niños se alborotan tanto que les puede resultar complicado escuchar el ritmo que marca el metrónomo.


Errores cometidos: hemos dejado de lado el metrónomo, era lo más importante de la clase de hoy, y aun así lo hemos dejado encima de una silla al fondo de la clase. Debemos colocarlo en una parte visible de la clase, donde todos los niños alcancen a verlo y a poder escucharlo (si la acústica no es buena, podemos ampliar el sonido con un micrófono). No debemos usar el condicional, lo hemos utilizado todos, demuestra inseguridad y puede dar lugar a que surjan preguntas que nos hagan improvisar (en unas oposiciones, si no lo tenemos preparado, con los nervios, nos saldrá mal). Debemos hacer explicaciones sencillas y breves para que los niños lo entiendan fácilmente, contextualizando lo que vamos a hacer, para poder cautivarles.

Revisamos los pasos de baile de la semana pasada, vemos las distintas formas para hacerlos.


Tomás nos propone empezar a pasarlos al pentagrama, dónde veamos cuáles son blancas, cuáles negras…, que todo vaya teniendo más relación con la música.

Propuesta para el próximo día de clase:  Diferenciar entre ritmo, pulso y tempo. Ejemplo: Induráin tiene poco pulso (corazón), poco ritmo (no parece que tenga que hacer mucho esfuerzo al pedalear) y mucha velocidad.  Adaptar con el metrónomo la canción de “Fever”. Ejemplo: doctor con bata blanca, se puede hacer a dos voces, cambiar la letra… “Esta niña tiene fiebre y tiene fiebreeeee…”. Ostinato: lo que se repite, el estribillo de Fever, la canción de la pantera rosa…


CAPÍTULO 6: LA COREOGRAFÍA


DÍA 6: 27/02/12 Pulso: “latido” de la música, se usa para comparar la duración de las notas y los silencios. Ritmo: organización en el tiempo de los pulsos. Tempo: velocidad con la que debe ejecutarse una pieza musical.

Adaptación de Fever: dos propuestas para que los niños guarden y recojan los juguetes.

1.- No es muy educativa, parece que tengo fijación por los ladrones y los robos, pero cuando hemos salido de clase se me ha ocurrido la idea y ya no podía cambiar la letra. Dependiendo de la edad le puede atemorizar un poco, pero les puede servir para guardar los juguetes. “Quiero que me escuches atentoooo, pues tengo algo que te quiero contaaaar. Es la historia de un hombre maloooo, que solamente sabíaaaa robar. ¡ROBAAAA! Roba a niños y a mayores. Roba nancys y playmobil. Roba roba, sólo roba Ten cuidado no te coja…


2.- He conseguido variar un poco la letra. Ésta es más didáctica, la podemos enseñar a los niños para que cuando terminen de jugar recojan los juguetes cantándola. “Quiero que me escuches atentoooo, pues tengo algo que te quiero contaaaar. Es la historia de un hombre maloooo, Que los juguetes te quería quitar. ¡Debes guardarlos! Debes guardarlos, cuando termines de jugar. ¡GUARDAAAA! Cada cosa, cada cosa en su lugar…

Propuesta para el próximo día de clase:  Propuesta de un trabajo para la próxima semana, el día 5/03/12 no tendremos clase, pues la actividad propuesta va a ser un control. Aprendemos una coreografía, Tomás propone la parte A y B y nosotros tenemos que trasladarla al pentagrama, ponerle música y añadir la parte C.

COREOGRAFÍA:

Elaboraremos una minicoreografía, las dos primeras partes las propone y enseña Tomás, y nosotras nos encargaremos de añadir una tercera parte, trasladarlo al pentagrama y elegir una música adecuada. Debemos tener en cuenta cómo se enseña, cómo se cuenta y ver los pasos de la minicoreografía, para poder pasarlos a papel más tarde.


Empezamos a las 18’15h, primero un pequeño grupo de compañeras salen a realizar la parte A. Partimos de la posición inicial, los pies juntos ligeramente separados.  Primeros pasos, empezamos siempre con la derecha, (derecha - derecha, izquierda – izquierda, o abre – cierra, abre – cierra, siempre negras).  Una vez que hemos aprendido el primer paso pasamos al segundo, la V (pie derecho hacia delante y más abierto, luego el izquierdo hacia delante y más abierto, derecha hacia atrás cerrándolo, para colocarnos en posición inicial, e izquierdo hacia atrás. Conseguimos dibujar una V con los pies. Negras también). Cambiamos de compañeras, sale otro grupo pequeño. Nos propone añadir los brazos a la coreografía. Brazos para los primeros pasos (según avanzamos hacia la derecha ponemos la mano izquierda en la tripa y mano derecha estirada hacia la derecha, mano derecha en la tripa y mano izquierda estirada hacia la izquierda, alternándolas todo el tiempo). Brazos para la V (cuando ponemos el pie derecho hacia delante subimos el brazo derecho estirado, cuando avanzamos con el pie izquierdo levantamos el brazo izquierdo, al retroceder el pie derecho bajamos el brazo derecho y el izquierdo baja al retroceder el pie izquierdo). Continuamos con la minicoreografía, repasamos los dos primeros pasos y continuamos.  Nuevo paso (pie derecho a la derecha, más lento, pues usamos blancas en lugar de negras, y el pie izquierdo a la izquierda lento también. Al mismo tiempo que nos desplazamos a la derecha movemos los hombros a un lado y al otro).  Mambo (talón derecho hacia delante, mientras el pie izquierdo permanece apoyado en el suelo y el brazo izquierdo ligeramente hacia delante. Cambiamos de pie, apoyamos en el suelo el pie derecho y llevamos hacia delante el talón izquierdo y el brazo derecho ligeramente hacia delante. Usamos blancas para éste paso, se podrían usar negras también y en el dibujo nos permitiría poner la vuelta a posición inicial).  Vuelta (damos media vuelta y terminamos con palmada, tenemos que dar 3 pasos y en el cuarto paso, con el que nos colocamos en posición inicial, damos una palmada. En este caso negras). Volvemos a cambiar el grupo de personas que ensaya con el profesor y repasamos desde el principio. Después de la primera vuelta volvemos al mambo y otra vez


vuelta. Aquí daríamos por terminada la parte A y empezaríamos con la parte B. Parte B, empezamos con los siguientes pasos:  pasos (ponemos el peso del cuerpo en el pie derecho y apoyamos el talón izquierdo hacia delante. El brazo derecho lo estiramos hacia delante y señalamos con el dedo índice, mientras la mano izquierda la colocamos en el oído izquierdo. Cambiamos de pie, ponemos el peso en el pie izquierdo y apoyamos el talón derecho hacia delante. El brazo izquierdo lo estiramos hacia delante y señalamos con el dedo índice, mientras la mano derecha la colocamos en el oído derecho. Para éstos pasos usamos blancas, pero ocurre lo mismo que con el mambo, lo podemos dibujar con negras y colocar los pies en posición inicial de nuevo). Volvemos a cambiar el grupo de compañeras, repasamos todos los pasos aprendidos hasta el momento y aprendemos uno nuevo, el swing.  swing (punteras a la derecha, punteras a la izquierda, pisamos con los dos pies y giramos hacia la derecha y damos una palmada. Representada por negras).  Vamos repitiendo los pasos y el swing, lo hacemos tres veces más. Girando en el sentido de las agujas del reloj, es decir hacia la derecha, hasta dar la vuelta completa, en total cuatro veces los pasos y cuatro veces el swing. Daríamos así por terminada la parte B de la minicoreografía. Invitamos al resto de la clase a unirse a bailar con nosotros y ensayamos varias veces la coreografía entera toda la clase a la vez. Nos parece muy complicado y nos quejamos varias veces, a lo que Tomás nos dice que debemos saturarnos, pues nuestro límite está mucho más lejos de lo que nosotros nos creemos. Nos sentamos todos y una compañera y el profesor repasan la coreografía entera. Son las 19’00h cuando damos por terminada la clase. Mi propuesta para terminar la coreografía, Parte C:  saltos (saltamos con los dos pies juntos a la derecha, a la derecha, a la derecha y a la derecha, hasta dar una vuelta completa. Los brazos los vamos a alternar, en el primer salto levantamos el brazo derecho, en el segundo el izquierdo, en el tercero de nuevo el derecho y en el último el izquierdo. Usamos negras).


 cruzado (pie derecho a la derecha, izquierdo a la derecha por detrás del pie derecho y derecho hacia la derecha otra vez, el izquierdo se junta hacia la derecha para llegar a la posición inicial, damos palmada, y volvemos hacia la izquierda. El pie izquierdo hacia la izquierda, el derecho hacia la izquierda por detrás del pie izquierdo, el pie izquierdo hacia la izquierda otra vez y el derecho se junta con el izquierdo para llegar a la posición inicial, damos palmada. Volvemos a usar negras).  Repetimos los saltos.  Mambitos (pie derecho hacia delante, posición inicial. Pie derecho hacia atrás y volvemos a posición inicial. Estiramos los brazos, haciendo ángulo recto con el tronco, el derecho hacia delante y el izquierdo hacia atrás, cuando el pie derecho va hacia delante y cuando el pie izquierdo va hacia atrás. Ponemos el brazo izquierdo hacia delante y el derecho hacia atrás cuando el pie derecho va hacia atrás y el izquierdo hacia delante. Representado por blancas). Conclusiones: debemos repetir, al menos tres veces, cada paso aprendido antes de incorporar un nuevo paso. Una vez que tengamos asimilados un par de pasos podemos incorporar los brazos y hacerlo de la misma manera con los siguientes. Cuando aprendamos un paso nuevo empezamos la minicoreografía desde el principio para que no nos olvidemos de los pasos anteriores. Así llegaremos al final de la coreografía con los pasos asimilados en poquitos. Es importante cambiar las personas que muestran la coreografía al resto de la clase, pues así todos van viendo cómo hacerlo. Es interesante hacerlo en grupo, para poder comprobar que todos estamos aprendiendo la minicoreografía. Importante la saturación: nuestro límite está mucho más lejos de lo que nosotros nos creemos. Música elegida: ¡Gran dilema elegir la música! Tenía varias opciones, unas parecían ir muy rápido, otras no me convencían del todo… Finalmente me decido por Time to Pretende de MGMT, tiene muy marcado el ritmo y la coreografía se puede seguir bien. Pero se me ocurre buscar la traducción porque había cosas que no entendía… y mi sorpresa es que no enseña ningún valor. Sólo habla de cocaína, heroína y de olvidarnos del amor… la descarto de inmediato. Elijo después Ma Baker de Boney M, compruebo el ritmo y me parece que lo podemos seguir bien. Pero me ocurre lo mismo con la letra, habla de robos, mala vida…


. Así que he decidido que se puede hacer de dos formas, una para adultos y otra para niños. Versión para adultos: L’heure avait sonné, de Joyce Jonathan y para los niños: canción dibujos animados de Sherlock Holmes en español.


CAPÍTULO 7: LAS QUEJAS


DÍA 7: 12/03/12 Hoy la clase ha sido especial, todas estábamos ansiosas por saber si los trabajos que habíamos entregado la semana pasada estaban bien o no. Pero poco hemos hablado del tema, sí hemos visto quién lo ha entregado a tiempo y quien no, las dificultades que hemos encontrado y las dudas que nos han surgido… Hemos visto posibilidades de entrega, que a mí, personalmente, ni se me habían pasado por la imaginación. Como puede ser el hacer un video y publicarlo en youtube, crear un libro… Aunque no hemos bailado, cosa que me apetecía mucho. ¿Trabajamos mejor bajo presión o cuándo tenemos una fecha de entrega? Depende de muchos factores, siempre había creído que era de las que trabajaba mejor bajo presión, pero ahora creo que lo hago mejor sabiendo cuando es el límite, poniéndome poco a poco. Si el trabajo lo tengo que hacer de forma individual, me lo tomo con más calma y voy sacando ratitos para hacerlo. Mientras que sí es con otros compañeros me doy más prisa en entregarlo, prefiero esperar a que los demás tengan listas sus partes del trabajo, a que estén esperando por mí.

Terapia de grupo: hemos expuesto nuestras quejas sobre la carrera, los profesores, la cantidad de trabajos, la falta de tiempo… Todas nos hemos desahogado en mayor o menor medida y hemos visto que la sensación de angustia es igual para todas. Lo que no podemos hacer es lamentarnos constantemente sin poner ningún tipo de solución. La universidad es una etapa que hay que vivir, en mi caso es la segunda vez, en donde se madura, espabila y deberíamos darnos cuenta de que las cosas no son fáciles, que si uno se esfuerza y pone empeño en las cosas, siempre habrá otro que lo hará más que tú. No nos deberíamos de fijar en los que están peor que nosotros, sino en los que nos superan en muchos aspectos. El paso por la universidad, es necesario, es un trámite y una experiencia de vida, pero dónde de verdad se aprende es cuando uno sale a la calle y trabaja. Es por esto que no podemos olvidarnos de los idiomas, de la informática y de muchas cosas que aunque ahora pensemos que no son útiles siempre tendrán un hueco en el futuro. (Un verano, mis padres, que parecía que no les gustaba que estuviese mucho tiempo ociosa, me apuntaron a un curso de mecanografía. ¡Era lo que estaba de moda! Tenía que alcanzar un montón de pulsaciones y por supuesto no mirar el teclado de la máquina de escribir. Me fastidió mucho tener que hacerlo porque era muy aburrido, sobre todo las


frases a escribir. Mis padres lo hicieron con vistas a tener más cosas, que no me limitase a sólo a lo que me enseñaban en el colegio. Ahora lo pienso y sí, menudo rollo, pero ahí tengo mi título del verano de 1989, esperando a que algún día se revalorice y me den un puntito más para las oposiciones).

NUNCA NUNCA NUNCA ABANDONES, Michael Thallium. En relación al texto he de decir, que es complicado no abandonar, cuando en muchas ocasiones parece que es lo único que pretenden. En el primer curso de éste Grado, la profesora de Habilidades de la Comunicación Oral y Escrita, Amelia Fernández, nos propuso realizar una redacción en la que explicásemos los motivos que nos habían llevado a estudiar ésta carrera. “… Tras terminar los estudios de Turismo, un Erasmus, ir a Irlanda a aprender inglés, trabajar en hoteles en los turnos que nadie quiere… por fin, entré en AVIS, en el aeropuerto… En todos estos años, he aprendido a tratar con personas de todo tipo, pero he descubierto que hay mucha gente que no tiene respeto por nada ni nadie y que la educación se pierde en el momento en que no conseguimos las cosas cuando decimos “¡YA!”, no nos sale todo según lo previsto o simplemente cuando no tenemos un buen día. Por eso cuando comento cómo me ha ido el día con mis padres, ambos profesores, siempre me dicen lo mismo: “no puedes educar a todo el mundo”. Fue así como cogí fuerzas para decidirme a estudiar otra vez. Pensé que si intentar educar a los padres era imposible, lo mejor sería empezar desde el principio, la infancia…” Lo he releído hoy, porque me he acordado de aquella redacción al leer el artículo de “Nunca nunca nunca abandones”. Evidentemente, aplicado a la carrera, que para mí ha sido todo un reto volver a estudiar, y me he dado cuenta de que lo estoy consiguiendo. Aunque la ilusión con la que empecé vaya mermando al pasar los años, haya encontrado muchos impedimentos a lo largo de estos tres últimos años… No sólo por parte de la universidad, que en cuanto pueden te recuerdan que a lo mejor no deberías estudiar o dejar el trabajo porque no te está resultando compatible… sin ofrecer ninguna solución. A pesar de tener que indicar todos los años en la matrícula que trabajas con una jornada laboral de cuarenta horas, a turnos y que llevas seis años en la empresa, que vives por cuenta ajena… ¿Para qué sirve esa casilla? Sí a todo eso le sumamos los comentarios de mi jefa, que cada vez que pides vacaciones para hacer exámenes, cada vez


que cambias un turno con un compañero para poder venir a clase a firmar… tienes que aguantar una charla de diez minutos acerca de las necesidades de la empresa, que sólo pienso en mí y en mi carrera… Pues sí, estoy orgullosa de no haber abandonado y por supuesto que no lo haré.


CAPÍTULO 8: DANZAS Y RITMOS


DÍA 8: 26/03/12 Empezamos con comentarios de los trabajos que ya se han ido entregando. Especialmente, el trabajo realizado por Lucía está perfecto, lo entregó en un archivo pdf. Tomás nos propone realizar un blog, hay gente que discrepa, es muy complicado, si hay gente que lo entrega así seguro que tiene más valor… “No tengo en cuenta el formato, sino el contenido”. ¿Qué software o sopores digitales podemos utilizar?  Google académico.  Apple universia.  Google doc.  Blog.  Power point.  Movie maker.  Audacity.  Word.  Pdf. ¿Dónde podemos encontrar ayuda?  Blog, danzas del mundo. Es una profesora, Begoña, que ha decidido que todas sus vivencias con niños, con profesores, animadores… reflejarlas en este blog, a través de danzas del todo el mundo. Cuenta con 92 entradas de danzas de diferentes zonas del mundo y sus correspondientes músicas. Algunos son grabados en el campo, por niños, adultos, en polideportivos… y nos acercan un poco más a las distintas culturas. Es una forma de conocer cómo bailan en otros países, la oferta que nos propone Begoña es amplia, y todo ello a golpe de clic.  Google académico. Gracias a éste google, podemos realizar una búsqueda avanzada sobre bibliografía especializada, de forma sencilla, enfocado en el mundo académico. Podemos encontrar desde cómo se escribían las danzas medievales, hasta danzas contemporáneas y su escritura. Simplemente buscando las danzas medievales, surgen muchos enlaces. Uno de ellos, nos lleva al libro “Historia de la danza desde sus orígenes”, nos propone la danza primitiva azteca, los bailes egipcios… 


DANZAS Y RITMOS Fundamentalmente, sólo existen dos tipos de danza:  al paso, siempre hay contacto con el suelo, porque hay un pie tocando el suelo todo el tiempo. (Como los corredores de marcha). Ejemplo: vals.  al salto, no tiene por qué haber contacto con el suelo, como ocurre en las danzas al paso. Ejemplos: rock, jotas… Dos tipos de ritmo:  binarios, todo lo que se puede dividir en dos. El 98% de la música que encontramos en la radio tiene éste tipo de ritmo. Ejemplos: rock, paso doble…  ternarios, todo lo que se puede dividir en tres. No es muy frecuente que lo encontremos, normalmente se usa cuando se quiere llamar la atención, cuando quieren que nos quedemos con la música, con el anuncio al que se relaciona…, para que no lo olvidemos. Ejemplos: Canción de la Lotería Nacional, Hijo de la luna de Mecano… En danzas nos encontramos con el vals, el bolero…  todas las combinaciones posibles de los dos anteriores, los compases de amalgama. Son la suma de dos o más compases diferentes. Se hicieron muy habituales desde que Stravinsky compusiera La Consagración de la Primavera. En los documentales, es muy habitual ver a los animales correr, la música que les acompaña no puede tener ritmo binario ni ternario, se usa la mezcla de ambos para que el impacto del movimiento sea mayor (54, 74...). Ejemplo: El hombre y la tierra (54), música folklórica, africana… Podemos decir, por lo tanto, que casi toda la música occidental es de 44 y alguno de 34. Lo más difícil con lo que nos podemos encontrar es ternario al salto, como pueden ser algunas jotas, danzas de saltos… y lo más fácil el sirtaki. El vals forma parte de las danzas al paso de ritmo ternario, el rock es danza al salto con ritmo binario y nuestra coreografía es binaria al paso. ¿Podemos considerar la bulería y el flamenco dentro de los compases de amalgama? Es una buena pregunta y muy técnica. Son considerados ritmos ternarios, debido a que de vez en cuando cambian el acento, pueden dar lugar a equivocación y pensar que se encuentran dentro de los compases de amalgama, pero no pertenecen a ellos. No son considerados de amalgama porque se puede escribir todo en 68 y 34, es todo ternario, pero de vez en cuando acentúan en binario.


Los que conocen el flamenco, enseguida reconocen los ritmos. Los ritmos no son claros en éste tipo de música, es muy compleja, es por esto que los entendidos en flamenco en cuanto escuchan el primer acorde de guitarra son capaces de identificarlo, “eso es una soleá”.

EL VALS Uno de los valses más representativos con el que podemos disfrutar lo encontramos en la película “El Gatopardo”, de Luchino Visconti, 1963. En este enlace encontramos una parte del vals, la duración completa es de unos doce minutos aproximadamente. 

http://www.youtube.com/watch?v=1zp-zIgDCGo&feature=related

¿Cómo bailar el vals? Son muchas las diferencias con las que nos podemos encontrar entre una pareja que baila bien el vals y una que no lo hace. Algunas son:  La postura de los bailarines. Espalda recta, la mujer coloca su brazo izquierdo por encima del brazo derecho del hombre, apoyando el codo sobre su brazo. La mano derecha de la mujer y la izquierda del hombre entrelazadas, no deben balancearse los brazos. El hombre es el que lleva a la mujer, nunca al revés.  Los pies deben deslizarse para evitar pisotones, nunca se levantan, siempre tienen contacto con el suelo, por eso es una danza al paso.  Se baila siempre hacia delante, nunca a los lados. Si se quiere girar se puede hacer pero siempre hacia delante, como ahora mostraremos.  Cuando se gira hay que mirar hacia donde nos dirigimos, así evitaremos mareos y posibles caídas. El vals se comienza siempre hacia delante, la mujer lleva su pie derecho hacia delante y el hombre el izquierdo hacia atrás. Un, dos y tres de puntillas levantándonos ligeramente, y en el cuarto retrocedemos con el pie izquierdo y con el quinto el pie derecho. Cuando queremos girar siempre tenemos que dirigir la mirada hacia donde queremos ir, así evitaremos marearnos. Giramos la cabeza y miramos al punto al que vamos, sin olvidarnos de mantener conexión visual con nuestra pareja de baile.


Aplicaciones didácticas: Formas para que los niños descubran y conozcan el vals:  Festival de Navidad: aprovechando que los niños suelen venir disfrazados podemos hacer que bailen un vals. Sería nuestro trabajo para el festival. Podemos proponerles también que el día del año vean el concierto y se fijen en los valses que se pueden escuchar.  A través de los compositores: mi preferido es el vals número 2 de Shostakovich, pueden conocer la obra del compositor (para niños de infantil debería ser más sencillo, que conozcan el tipo de baile, reconozcan la canción y que sepan qué es un compositor, por ejemplo), aprender a bailarlo… Lógicamente el compositor se puede cambiar según las necesidades o gustos de la clase, lo pueden elegir los niños, ver qué vals es el que más les gusta y que averigüen quién es su compositor, de dónde era…  Conocer las danzas de Europa: cada equipo tendrá que conocer una danza de un país europeo y una de ellas será el vals.  Vaso de agua: una de las formas que existen de aprender a bailar vals, es usando un vaso de agua. Se debe sujetar entre las manos de la pareja de bailarines y evitar en todo momento que se derrame el agua, así sabremos que la postura es la correcta. Se puede aprender el vals y nos puede permitir derivar en un juego de guerra de agua, por ejemplo.


REFLEXIONES He de empezar diciendo que lo más importante para realizar este tipo de trabajos es no faltar a clase. Sólo he faltado dos días, con justificación, pero esos dos días que no pude asistir han sido los que más me han costado desarrollar. Primero porque no los has vivido, tienes que hacerte a la idea de lo que se hizo ese día en función de cómo lo vio la compañera que te ha pasado sus apuntes. Segundo porque nunca desarrollarás una idea no vivida con el mismo detalle que lo haces cuando has estado presente y tercero porque nunca sabes hasta dónde ha llegado el profesor, cómo lo ha hecho…, no conoces los matices. A pesar de todo esto, como ya he dicho, me parece una forma estupenda de aprender, mucho más fresca e intuitiva que los métodos tradicionales. Personalmente he estado mucho más motivada de lo que esperaba y eso, seguramente sea lo que me ha hecho ver, tanto la asignatura, como la forma de aprender, con gran entusiasmo. He encontrado muchas dificultades a la hora de escribir los pasos de baile en los pentagramas. Se los he enseñado a familiares y amigos, muchos de ellos a la primera lo entendían y otros…necesitaban varias explicaciones, es por esto por lo que dudo de si realmente estarán bien explicados o no.


BIBLIOGRAFรA www.google.es http://mariajesusmusica.wordpress.com/2008/11/09/animacion-sobre-eldiapason/ (en catalรกn). http://www.pianomundo.com.ar/instrumentos/diapason.html www.omerique.net www.youtube.com http://espanolinternacional.blogspot.com http://danzasdelmundo.wordpress.com http://www.youtube.com/watch?v=mmCnQDUSO4I http://www.percusion-corporal.com/



Música y movimiento