Page 1


J-30998570-1


Contenido

3

Mensaje del director

4

Urología femenina Prolapso genital

16

Editorial

Muchas mujeres padecen esta condición de manera silenciosa, sin conocer las implicaciones clínicas y alternativas terapéuticas disponibles hoy en día para corregirla quirúrgicamente

6

Cursos y profesores

8

Portada Desmitificando el examen de próstata

Presentación del libro publicado por el Dr. René Sotelo

Urología femenina ¿Siente usted que pierde orina por la vagina?

Fístula vesicovaginal: un problema que afecta la calidad de vida

10

18 20 22

Directorio médico

Testimonios

Sociales

12

0

Riñón

Cálculos coraliformes Avances tecnológicos aumentan la eficacia del tratamiento

1 2 3 4 5 6

Cálculos urinarios Litiasis urinaria

24 26

Evaluación nefrológica. Síntomas, diagnóstico y tratamiento médico

Distinciones Participación internacional 2010-2011

EE. UU. América Latina Europa Asia Venezuela

7 8 9 10

32

Programa Fellowship Así opinan nuestros fellows

en jóvenes 14 Urología Cáncer de testículo

Es curable cuando se detecta precozmente 1


2


Año 2 - Número 2 - 2011

Mensaje del director Nuevamente nos encontramos en estas páginas para darle a conocer un poco más de lo que somos y le brindamos día a día desde el Centro de Cirugía Robótica y de Invasión Mínima CIMI, un lugar donde la tecnología se funde integralmente con la experiencia, el conocimiento y la calidad humana. Elementos, todos, indispensables para atenderle plenamente en armonía.

Director Dr. René Sotelo Miembros titulares Dr. Oswaldo Karam I. Dr. John Novoa Dr. Oswaldo Carmona Dr. Robert De Andrade Dr. Otto Moreira Dr. Carlos Rodríguez Dra. Carmen Martínez Dra. Vanda López Dra. Eddy Vitto Nefrólogos Dr. Ezequiel Bellorín Dr. Raúl Carlín FELLOWS 2011 Dr. Juan Arriaga (México) Dr. Mario Urdininea (Bolivia) Dr. Octavio Almanzor (México) Dr. Rafael Clavijo (Colombia) Dr. Roberto Garza (México) Administración Lic. Nohemí Briceño nohemi@cirugiaavanzada.net Docencia Lic. Patricia Gásperi de Sotelo patricia@cirugiaavanzada.net Planificación y Presupuesto Sra. Zaida Landaeta zaida@cirugiaavanzada.net Relaciones Públicas Lic. Ariana Mendoza ariana@cirugiaavanzada.net Diseño gráfico e infografías Gráfico R7, C.A. grafico_r7@yahoo.com Corrección de textos Magaly Pérez Campos Coordinación editorial Lic. Ariana Mendoza Fotografía Humberto Noguera

Inicialmente, CIMI nace del acrónimo de Cirugía Mínimamente Invasiva. En nuestro constante esfuerzo de ofrecerles a nuestros pacientes servicios de primera, adquirimos el robot Da Vinci y desde ese momento somos el Centro de Cirugía Robótica y de Invasión Mínima. En esta oportunidad venimos remozados y por eso nos enorgullece presentarles nuestro nuevo logotipo que, de ahora en adelante, nos representará ante ustedes en cualquier escenario donde CIMI tenga una voz y un espacio. Un diseño sobrio pero fresco, cuya lectura arroja simbólicamente los distintos elementos que conforman nuestra identidad: tecnología, precisión, pulcritud, claridad, experiencia, conocimiento, entre otros. La selección de colores responde a una percepción de seguridad y confianza a través del azul, y un sentimiento de esperanza y bienestar que transmite el verde. La suavidad de sus líneas implica un concepto de equilibrio que apunta a la simplicidad gráfica como muestra de una manera precisa y concisa de hacer las cosas. Además de esto, podemos encontrar claramente un emblema desarrollado a través de la letra ‘C’ cuyo espacio combinado con un círculo concéntrico representa los precisos movimientos de 360 grados que ahora podemos hacer con el uso del robot Da Vinci. De igual manera evidencia la imagen de un cirujano en acción visto cenitalmente operando desde la consola de control. En pocas palabras, un buen logotipo es aquel donde la institución vea reflejados sus valores de la manera más completa en una imagen, y para nosotros esto es más que un hecho. Por otra parte, no podemos dejar de comentarles que ya está disponible nuestro libro No le tenga miedo al dedo: todo lo que un hombre debe saber sobre su próstata. Una publicación, prologada magistralmente por Oscar Yanes, que se inscribe dentro de una campaña que cada vez cobra más fuerza en el mundo: desmitificar el examen de próstata y todo aquello que le rodea. La idea fundamental, con esta publicación, es darles más herramientas a nuestros pacientes, con información actualizada, balanceada y con el adecuado nivel de complejidad. Presentamos un documento de importancia capital ante una sociedad donde abundan los caballeros que aún miran con recelo este examen tan simple como necesario. En CIMI hemos aceptado, el reto de seguir mejorando, innovando y creciendo, manteniendo estándares de calidad personalizada. Bajo convenios realizados con la Universidad Central de Venezuela y la Universidad Santa María, nos comprometemos con la comunidad académica para ir fortaleciendo eficientemente el capital humano de nuestro país. Asimismo, hemos participado en los más prestigiosos encuentros y congresos a nivel mundial, exponiendo nuestra experiencia y enriqueciéndola fehacientemente. Este año nos encontraremos nuevamente en La India, Brasil, Alemania, Colombia; donde no solamente estaremos realizando operaciones, sino que, a través de estos procedimientos, enseñaremos nuestras técnicas y conocimientos a la comunidad internacional, tanto en el quirófano como en las distintas conferencias que suelen llevarse a cabo. Por los momentos, continúen ustedes con esta entrega donde podrán conocer más de CIMI mientras nosotros seguiremos trabajando ardua y humildemente para seguir ofreciendo una atención de primera. Hasta la próxima edición.

Archivo documental CIMI Impresión Editorial Arte www.cirugiarobotica.net www.urologialaparoscopica.net

Dr. René Sotelo 3


Por Dra. Johanna Vega y Dra. Vanda López

Urología femenina

Prolapso genital El prolapso genital y su tratamiento han sido siempre un importante capítulo de la uroginecología. Muchas mujeres padecen esta condición de manera silenciosa, sin conocer las implicaciones clínicas y alternativas terapéuticas disponibles hoy en día para corregirla quirúrgicamente. ¿Qué es el prolapso genital? Consiste en el descenso a través de la vagina de los órganos pélvicos, secundario a un debilitamiento en el soporte del piso pélvico. Este descenso puede presentarse en una o en varias de las siguientes zonas:

Es importante, como pacientes, informarse acerca de esta entidad, para evitar complicaciones funcionales de todo el piso pélvico que puedan llegar a alterar nuestra calidad de vida.

Vejiga

Recto

Útero

Prolapso anterior: descenso de la uretra y/o de la vejiga

Prolapso apical: descenso del útero o de la cúpula vaginal

¿A qué se denomina piso pélvico?

¿Cuáles son los signos y síntomas?

Es un conjunto de músculos, ligamentos y tejido conectivo que permiten el soporte, control y adecuada función del útero, la vagina, la vejiga, la uretra y el recto.

Dependiendo del tipo de prolapso la sintomatología varía, pero hay algunos signos y síntomas evidentes que puede comentarle a su uroginecólogo:

¿Por qué se produce el prolapso?

•Sensación de peso vaginal o dolor en el bajo vientre. •Sensación de un bulto en los genitales. •Dificultad, dolor o insatisfacción en las relaciones sexuales. •Estreñimiento o alteraciones en la defecación. •Pérdida involuntaria de orina, aumento de la frecuencia urinaria, urgencia de ir a orinar o sensación de no evacuación completa de la vejiga.

No existe una única causa, pero se han identificado varias condiciones predisponentes que pueden presentarse de manera simultánea: •Traumas durante el parto vaginal, multiparidad o fetos grandes (más de 4 kilos). •Mala calidad de los ligamentos y músculos de soporte de los órganos pélvicos. •Alteraciones hormonales (menopausia). •Obesidad, edad avanzada o cirugías pélvicas previas. •También puede presentarse en mujeres jóvenes, sin hijos, cuando hay antecedentes de patologías neurológicas, antecedentes familiares o enfermedades del colágeno. 4

Prolapso posterior: el intestino desciende comprimiendo la vagina

¿Cómo se hace el diagnóstico? Su uroginecólogo debe hacer una historia clínica, ya que es de vital importancia para establecer el tipo de prolapso, detectar las posibles causas del defecto y las patologías concomitantes, así como todos los síntomas urinarios, fecales y/o sexuales involucrados.


El examen físico

Se realiza en la posición ginecológica, determinando así el grado del prolapso

Tipos de prolapso Grado 1 El descenso no alcanza el plano vaginal

Grado 3 El descenso sobrepasa el plano vaginal

Grado 2 El descenso alcanza el plano vaginal

Normal

Condición normal Vejiga

Útero

1 2

Colon

3 Plano vaginal

Vagina

Si se confirma que tiene un prolapso genital, ¿qué tipo de tratamientos existen?

estancia hospitalaria, recuperación más rápida y reanudación temprana de la actividad laboral.

Hay varias alternativas no invasivas que buscan fortalecer la musculatura pélvica. No obstante, en la mayoría de los casos, la solución es la corrección quirúrgica, la cual busca aliviar los síntomas, mantener y eventualmente mejorar la funcionalidad de los órganos pélvicos y restituir la anatomía.

¿A quién debe consultar para tratar este problema?

Dependiendo del tipo y grado del prolapso genital, las pacientes pueden ser tratadas quirúrgicamente por vía vaginal o por vía abdominal usando o no materiales sintéticos, mallas para mejorar el soporte a los órganos pélvicos. Los prolapsos anteriores (vejiga) y posteriores (recto) se abordan por vía vaginal y se corrigen todos los defectos. Dentro de las técnicas de corrección abdominal, contamos con tecnología de punta, que nos permite realizar estos procedimientos por abordaje laparoscópico o asistidos por el robot Da Vinci, para los prolapsos avanzados. ¿Qué ventajas tiene la cirugía por laparoscopia y la cirugía asistida por robot? El uso de estas técnicas le permite al cirujano una mejor visión de toda la pelvis, con un acceso más fácil a espacios anatómicos. Esta claridad del campo quirúrgico facilita analizar e identificar los defectos de soporte de todas las estructuras pélvicas, logrando que la corrección sea más precisa, efectiva y con resultados funcionales satisfactorios. Otras ventajas adicionales son: menor pérdida de sangre, disminución del dolor posoperatorio con menos necesidad de medicación, cicatriz mínima, menor

Tradicionalmente esta patología era tratada por el ginecólogo. Sin embargo, el prolapso genital es una manifestación más amplia y compleja que incluye alteraciones sexuales, dolor crónico, disfunciones fecales y vesicales. La subvaloración de cualquiera de estos aspectos llevará a un mal diagnóstico y tratamiento, con alta probabilidad de reaparición o complicaciones a largo plazo. Por esto es importante referirse al especialista de piso pélvico (urólogo, ginecólogo) que encaminará el diagnóstico y tratamiento de los trastornos de dicha área. ¿Cómo puede prevenir un prolapso genital? No se sabe con exactitud, pero teniendo en cuenta los factores de riesgo, es importante tener en cuenta varias consideraciones: • Es importante fortalecer el piso pélvico a diario para mejorar la elasticidad y fuerza muscular, principalmente durante el embarazo y después del parto. Esto se consigue realizando los ejercicios de piso pélvico en casa. Pregunte a su médico la forma correcta de practicarlos. •Terapia de reemplazo hormonal bajo supervisión médica en mujeres con menopausia; igualmente, prevenir y tratar la obesidad. •Controles anuales con su uroginecólogo. 5


Cursos y profesores Febrero 2011

Cirugía reconstructiva del piso pélvico

Dr. Carlos Sarsotti Ginecólogo

Hospital Italiano de Buenos Aires

Durante el mes de febrero visitó las instalaciones del Centro de Cirugía Robótica y de Invasión Mínima CIMI, el Dr. Carlos Sarsotti, miembro del servicio de ginecología del Hospital Italiano de Buenos Aires. En esta oportunidad, el reconocido ginecólogo asistió a CIMI en calidad de profesor invitado, impartiendo el curso “Cirugía reconstructiva del piso pélvico”, en el cual realizó dos cirugías, que consistieron en colocar implantes de nuevas mallas de autoanclaje para la reconstrucción del piso pélvico, y dictó dos charlas, la primera de ellas acerca de las indicaciones de los nuevos materiales disponibles para realizar este tipo de cirugías y, posteriormente, expuso las complicaciones asociadas a esta clase de intervenciones. Durante el curso se llevaron a cabo dos cirugías. Ambas pacientes padecían incontinencia urinaria asociada a un prolapso grande que se conoce como estadio 3 o estadio 4, donde los órganos genitales salen de la entrada vaginal de forma importante. Una manera de reparar este tipo de prolapsos es por vía abdominal, pero actualmente se puede evitar tener que realizar una incisión de este tipo. En dichas intervenciones se utilizaron técnicas y materiales de vanguardia para la suspensión de prolapsos genitales. La ventaja que tienen es que no se necesita hacer una incisión a través de la piel, sino que se realiza a través de la vía vaginal. Es un procedimiento mínimamente invasivo y el prolapso se resuelve totalmente a través del implante de una malla. Pero la mayor ventaja es que se evita el paso de las grandes agujas que se utilizaban anteriormente para colocar las mallas. 6

Marzo 2011

Cirugía laparoscópica y Endourología

Dr. Glenn Preminger

Urólogo Presidente del panel en guías de la Asociación Americana de Urología

El Dr. Glenn Preminger asistió en marzo de 2011, en calidad de profesor, al curso de Cirugía laparoscópica y Endourología auspiciado por el Centro de Cirugía Robótica y de Invasión Mínima CIMI. El Dr. Preminger compartió con los asistentes su experiencia en manejo de cálculos en las vías urinarias, siendo él actual presidente del panel en guías de la Asociación Americana de Urología para el manejo de cálculos renales. Ha publicado más de 300 artículos en revistas científicas, 100 capítulos de libros, además de 30 videos en donde explica la complejidad de los procedimientos endoscópicos para manejo de enfermedades urológicas, y 8 libros. Es miembro de 15 sociedades médicas y del comité editorial de las revistas Journal of Urology, Urology, Journal of Endourology y Urology Research. Se realizaron conferencias magistrales mostrando técnicas quirúrgicas, métodos de diagnóstico y nuevas tecnologías para el manejo de esta enfermedad urológica. Se realizaron cirugías en vivo, siendo estas Nefrolitotomía percutánea, Ureterolitotomía endoscópica flexible con láser, Ureteroscopia diagnóstica, entre otras. Dentro del curso, los asistentes, además, tuvieron la oportunidad de realizar cirugías de tipo experimental en modelos animales, perfeccionando así sus habilidades quirúrgicas en el área de la cirugía mínimamente invasiva, supervisados y dirigidos por el Dr. René Sotelo y su equipo médico.


J-00049120-8

7


Urología femenina

Por Dr. Rafael Clavijo

¿Siente usted que pierde orina por la vagina? Fistula Vagina Vejiga

Condición normal Útero Vejiga Vagina

La fístula vesicovaginal constituye un problema que afecta de manera considerable la calidad de vida de la paciente que la padece, ya que altera las esferas biológica, psicológica y social; aunque son relativamente infrecuentes, causan un grave sufrimiento para muchas mujeres que la padecen, obligándolas a vivir recluidas y deprimidas.

8

La fístula vesicovaginal se define como una comunicación anormal entre la vagina y la vejiga, y representa el tipo de fístulas urogenitales más frecuente. Usualmente se produce como consecuencia de complicaciones de cirugía ginecológica, siendo la histerectomía (extracción del útero) la más frecuente. La causa exacta de la formación no se conoce por completo, pero se atribuye a lesiones inadvertidas en la vejiga a través de las cuales hay fuga de orina que se acumula y después sale hacia la vagina formando la fístula. La primera manifestación clínica consiste en la salida de orina a través de la vagina, lo cual ocurre entre la primera y la tercera semana después de la cirugía ginecológica. Además, pueden presentarse fiebre, dolor vaginal o sangrado al momento de orinar en los días subsecuentes.


Las técnicas quirúrgicas mínimamente invasivas -como la laparoscópica y la asistida por robot- ofrecen mayor seguridad, al disminuir notablemente el riesgo de sangrado, al mismo tiempo que ofrecen menor dolor postoperatorio, menor tiempo de hospitalización y una rápida reincorporación a las actividades cotidianas.

3

2

1 Vejiga

Vagina

4

Este padecimiento representa un acontecimiento catastrófico para la mujer, ya que altera de forma directa su vida personal y profesional. La pérdida constante de orina y la sensación permanente de humedad, además del mal olor y el riesgo de infecciones, ocasionan ansiedad y baja autoestima, además de limitar las actividades sociales y laborales. Hay algunas pruebas sencillas que permiten confirmar la fuga de orina hacia la vagina, las cuales consisten en la aplicación de algún colorante a la vejiga para después colocar una gasa estéril en la vagina, la cual, en caso de existir fuga urinaria, se pintará del colorante que se aplicó en la vejiga. Para confirmar el diagnóstico, se efectúan diferentes estudios de imagen que permiten precisar el origen y el trayecto fistuloso, entre los que se encuentran la cistografía miccional, la tomografía axial computarizada y, entre los más efectivos, la combinación de cistoscopia (visión directa de la vejiga) más vaginoscopia (visión directa de la vagina), la cual permite determinar con exactitud la localización de la fístula. Una vez que se realiza el diagnóstico, se decidirá el tratamiento de acuerdo con las características de la paciente y con la localización y tamaño de la fístula. Para fístulas pequeñas, puede ser útil la

5

colocación de una sonda urinaria durante algunas semanas, la cual puede ayudar a cerrar trayectos fistulosos pequeños. Igualmente, se pueden intentar procedimientos endoscópicos, como la cauterización de la fístula, aunque con esta técnica se ha reportado alto riesgo de recurrencia y bajos porcentajes de éxito (15%). Usualmente, los ginecólogos realizan cirugías vaginales que resultan exitosas en la mayoría de las pacientes. Sin embargo, cuando la fístula es muy grande o existen múltiples trayectos fistulosos, o cuando la fístula se localiza muy cerca de los meatos uretrales y se requieren procedimientos adicionales -como el reimplante ureteral-, se recomienda la cirugía abdominal o incluso combinada -abdominal y vaginal-, la cual debe realizarse en conjunto con el urólogo y a través de cirugía convencional (abierta), o bien mediante abordaje laparoscópico y asistido por robot, cirugías que han demostrado ser altamente efectivas (95%). Las técnicas quirúrgicas mínimamente invasivas -como la laparoscópica y la asistida por robotofrecen mayor seguridad, al disminuir notablemente el riesgo de sangrado, al mismo tiempo que ofrecen menor dolor postoperatorio, menor tiempo de hospitalización y una rápida reincorporación a las actividades cotidianas. 9


Testimonios

Antonio Rodríguez González

No le tenga miedo al examen de próstata

Ningún hombre debe temer hacerse su examen prostático anual. De no haber acudido a dicho examen no me habrían detectado a tiempo un cáncer de próstata que, gracias a la acertada recomendación e intervención quirúrgica del Dr. Sotelo, hoy no es más que historia. Les comento: yo nunca llegué a evidenciar ningún síntoma; sin embargo, un día acudí a realizar mi chequeo y el antígeno prostático resultó elevado. Consulté a algunos médicos hasta que llegué al Dr. Sotelo, quien acertadamente logró explicar todo mi problema y las acciones que deberían tomarse. En primera instancia debía hacerme una biopsia para confirmar si tenía cáncer o no. El temido examen resultó ser menos traumático de lo que imaginaba y ese mismo día pude conocer el resultado: cáncer en la próstata. El Dr. Sotelo me ofreció distintas opciones para atacar el problema, con sus ventajas y desventajas. Algunas eran paliativas, pero la única opción curativa era la prostatectomía radical. Tomé la decisión y llegó el día de la operación con el robot Da Vinci. Gracias a los adelantos tecnológicos en manos de grandes expertos, hoy no tengo cáncer. La recuperación fue muy rápida. Al segundo día ya estaba en mi casa y podía caminar con total independencia; realizaba normalmente mis actividades en el hogar. A los doce días me quitaron la sonda, logrando salir a reuniones de trabajo sin ningún problema. A la cuarta semana ya realizaba por completo todas mis actividades personales y profesionales a plenitud; incluso me encontraba nadando con total normalidad. Durante todo el proceso influyó notablemente la calidad humana del equipo médico que me atendió. Un servicio de primera línea con atención las 24 horas del día. Mi recuperación ha sido excelente y es por eso que, hoy en día, puedo decirlo con toda la convicción: amigo, no le tenga miedo al examen de próstata. 10

Mary Sancristóbal de Gonzatti

La idea de operarme me aterraba

Hace ocho años comencé a notar una molestia causada por un prolapso genital que me hacía sentir terriblemente incómoda y terminaba siendo muy desagradable. La idea de operarme me aterraba por completo y le huía a todo aquello que estuviera relacionado con la cirugía. Si asistía a una consulta y me planteaban el hecho de la operación, me perdía y no volvía más. Finalmente, un día tomé la decisión; ya no lo podía aguantar más; la molestia se había convertido paulatinamente en dolor. Mi vida estaba limitada. Siempre he sido una mujer muy activa y a raíz de este problema dejé de salir a la calle. En ese momento, mi hija escuchó al Dr. Sotelo en una entrevista que le realizaron en la radio y nos pareció una buena opción. Inmediatamente buscamos más información acerca del CIMI. Así fue como llegué a la clínica. Cuando conocí al doctor me inspiró mucha confianza y decidí que mi operación estaría en sus manos. El día de la operación mis hijas estaban muy nerviosas; lloraban de la angustia. Yo, sin embargo, no tenía miedo en lo absoluto. Les dije que no se preocuparan; yo sentía que me iba de viaje a Aruba, por decirlo de alguna manera, y así les transmití mi calma. La cirugía salió muy bien, perfecta. Tengo seis días de operada y me siento de maravilla; ya ni siquiera estoy tomando calmantes. De haber entendido la operación como algo tan sencillo, me habría sometido a ella desde hace mucho tiempo.


Miguel Montenegro. Ciclista

Nada como una rápida y excelente recuperación

¡Listo! ¡Ya me operé! Pero antes me preguntaba, al escuchar otros testimonios sobre la operación, si realmente la recuperación era tan rápida como decían y si además no surgirían aquellos desagradables efectos secundarios (incontinencia urinaria, disfunción eréctil). Han pasado once días desde que me realicé la operación de próstata, y sí, mi recuperación ha sido tan rápida como extraordinaria desde el primer momento en que salí del quirófano. Tenía solo cinco pequeñas cicatrices en mi abdomen y un drenaje en mi costado derecho, los cuales en ningún momento me molestaron. Debo mencionar que siempre hubo alguien del equipo del Dr. Sotelo monitoreando mi operación y recuperación desde el primer momento, y me hablaban de lo limpia, pulcra y exitosa que fue. Al día siguiente ya me encontraba caminando y, mejor aún, ya me habían firmado mi boleta de salida; me habían dado de alta. Las indicaciones, muy claras y sencillas: antibióticos, antiinflamatorios y un protector gástrico fue todo lo que me recetaron, además de caminar, tomar bastante agua, limpiar mis heridas con agua y jabón y observar tanto el nivel del drenaje como el color de la orina. El Dr. Sotelo y su equipo estuvieron siempre en contacto conmigo y, dada mi rápida recuperación, decidieron extraerme el drenaje al cuarto día de haberme operado. Solo me dijeron: respira profundo; cuando me di cuenta, ya estaba afuera; nada de dolor. Por supuesto, me invadía la duda de cómo se iba a cerrar esa cicatriz y cómo se iba a limpiar. Pues bien, la respuesta fue: se cierra sola y se limpia con agua y jabón. Al décimo día pude controlar la orina de inmediato. Por su parte, mi actividad sexual la he recuperado sin ningún tipo de problema y me sigo ejercitando como me recomendó el Dr. Sotelo. Para concluir, lo único que me queda es esperar que los puntos se me caigan, ya que no he tenido ningún problema con las pequeñas heridas, y comenzar de nuevo con mi rutina diaria de trabajo y ejercicios. Siendo ciclista, mi mayor deseo es retomar en pleno mi actividad, y paulatinamente lo lograré.

María Romero

¡La cirugía fue un éxito!

Desde abril de 2010, comencé a experimentar unas hemorragias debidas a un mioma, y tras hacer varios tratamientos, me hicieron una histerectomía. Durante la cirugía encontraron muchas adherencias. El útero estaba pegado a la vejiga. Al desprenderlo, el tejido quedó muy débil. Al tercer mes de operada se me abrió una fístula entre la vejiga y la vagina tras un esfuerzo físico. Yo no me entero sino hasta después de unos meses; pensé que era incontinencia y me dediqué a hacer ejercicios para fortalecer el piso de la pelvis. Al no conseguir resultado, visito a mi urólogo, quien me diagnostica la fístula y me refiere al Dr. René Sotelo para que corrija el problema, usando la nueva tecnología del robot Da Vinci. Al día siguiente ya estaba en su consultorio y ese mismo día me realizó el examen. Por medio de una cámara vieron la fístula y me explicaron cómo sería la operación. ¡La cirugía fue un éxito! El comportamiento del Dr. Sotelo y su equipo médico fue de primera. Pero aún no les he hablado de la parte más fuerte de mi experiencia: la emocional. Nadie se imagina lo que significa no poder controlar la orina y depender del uso toallas sanitarias. Yo me considero una persona positiva y, paradójicamente, mi trabajo consiste en ayudar a las personas en su parte emocional, pues soy terapeuta psicocorporal. Se podrán imaginar todos los libros y artículos que leí. No obstante, fui poco a poco deprimiéndome. Me sentía vulnerable y tenía mucho miedo, y si no hubiera sido por el apoyo de mi familia y amigas, no se qué sería de mí. En mi recuperación, llame al teléfono de emergencia para que me informaran sobre dudas que tenía sobre mi sonda y el drenaje, y me atendieron muy bien. ¡Incluso, la sonda me la quitaron un día festivo! Desde el día que me quitaron la sonda no me levanto para ir al baño en las noches (ahora sé lo importante que es dormir la noche completa). Estoy muy agradecida y espero que quien lea mis palabras decida vencer el miedo y beneficiarse de este grupo de médicos, con esta tecnología y equipos de primera. 11


Por Dr. Camilo Gieldelman y Dr. Juan Arriaga

Riñón

0

Nefrolitotomía anatrófica laparoscópica:

1

Cirugía mínimamente invasiva para el manejo de los cálculos coraliformes Los avances tecnológicos aplicados a las técnicas quirúrgicas clásicas aumentan significativamente la eficacia del tratamiento para esta variedad de cálculos renales que se caracterizan por su difícil tratamiento.

3 4 5 6 7 8 9 10

Normalmente tenemos 2 riñones, los cuales se ubican en la parte posterior del abdomen, uno a cada costado. Cada riñón tiene una porción sólida llamada parénquima, que contiene los elementos celulares capaces de filtrar la sangre para producir la orina, y otra porción hueca llamada sistema pielocalicial, formado por cavidades que reciben la orina producida por el parénquima y a través de las cuales viaja la orina para llegar a los uréteres y a la vejiga para ser excretada.

Glándula suprarrenal

Este tipo de cálculos se forman en el sistema pielocalicial y van ocupando los cálices y la pelvis renal hasta llenarlos por completo, adoptando la forma de dichas cavidades, por lo que se les llama cálculos coraliformes o “en asta de venado”; su composición química puede ser a partir de estruvita, cuando hay infecciones urinarias permanentes, o de cadenas de triple fosfato, cuando hay exceso de dicha sustancia en la orina recientemente formada.

Arteria renal

Estos cálculos habitualmente son asintomáticos, aunque pueden ocasionar dolor abdominal, dolor lumbar, hipertensión arterial y casi siempre favorecen la presencia de infecciones en el tracto urinario. Además, la presencia del cálculo dentro de la cavidad del sistema pielocalicial y la presencia permanente de gérmenes en dicho ambiente dañan el parénquima formador de orina y ocasionan invariablemente la pérdida progresiva de la función del riñón afectado.

Vena renal Cálculo ocupando la pelvis renal

Uréter

12

Los riñones son los órganos encargados de filtrar la sangre circulante para formar la orina y, a través de ella, desechar los diversos residuos metabólicos del organismo.

2

El diagnóstico de este tipo de litiasis ocurre por la presencia de los síntomas descritos o por el hallazgo Médula

Cálices


de los cálculos durante la realización de estudios de imagen (ultrasonido, tomografía, etc.) durante la evaluación de otras enfermedades gastrointestinales o ginecológicas. Para el manejo de los cálculos coraliformes han existido diferentes tratamientos de uso común entre los urólogos, tales como la nefrolitotomía percutánea, auxiliada o no con litotricia. Sin embargo, la mayoría de esas terapias tienen hasta un 50% de posibilidades de dejar cálculos residuales después de la intervención, por lo que terminan siendo procedimientos incompletos que requieren nuevas intervenciones. En 1980 se describió una técnica quirúrgica llamada nefrolitotomía anatrófica, la cual extraía casi por completo los cálculos coraliformes con mínimo deterioro de la función renal y con 15% de posibilidades de cálculos residuales después de la

La técnica laparoscópica

intervención, aunque era necesario hacer una herida de 40 centímetros en el costado para poder llevarse a cabo. Basados en los principios de esa técnica, nosotros la hemos desarrollado mediante abordaje laparoscópico desde el año 2007 en pacientes con cálculos que ocupan hasta el 80% de las cavidades del riñón, obteniendo buenos resultados que incluyen tiempos de isquemia reducidos (tiempo durante el cual se interrumpe la circulación de sangre dentro del riñón), menos dolor y menos incapacidad en el período postoperatorio. La técnica laparoscópica es factible de realizar en pacientes que tienen indicación de nefrolitotomía anatrófica. Esta técnica evita la incisión en el costado que se haría en la cirugía abierta. Con esto limitamos la posibilidad de hernias por la pared abdominal y el control del dolor en el posoperatorio es mucho mayor, además de la ventaja cosmética que esta técnica ofrece.

En todos los casos, se coloca un catéter en el uréter para favorecer la circulación de la orina en el posoperatorio.

1

0,5cm

2

1cm

3

1cm 1cm 1cm

(ombligo)

1cm

Una vez se ha realizado el abordaje laparoscópico (5 incisiones -de 0,5 y 1 cmpor las que se colocan los puertos de trabajo) se procede a limitar la circulación de sangre que pasa por el riñón.

Esta ausencia de flujo sanguíneo no dura más de 20 minutos, ya que este es el tiempo permitido para que el riñón no afecte su función renal posquirúrgica.

Se incide en el tejido renal hasta llegar al sistema colector, que es el lugar en el que se encuentra el cálculo.

5

4

6

20 min

Se extrae el cálculo y se revisa que no haya piedras residuales.

Luego se cierra el riñón con sutura, verificando que no haya sangrado.

Tras esto, se permite nuevamente la circulación sanguínea, con lo que el riñón retorna a su estado normal. 13


Urología en jóvenes

Por Dr. Dr. Octavio Octavio Almanzor Almanzor Por

Cáncer de testículo Lance Armstrong, ciclista profesional siete veces ganador del Tour de Francia y sobreviviente del cáncer de testículo, una vez dijo:”Es irónico, antes solía montar en bicicleta para vivir, ahora solo quiero vivir para montar en bicicleta”. Los testículos representan las principales glándulas sexuales del hombre. Se encuentran por debajo del pene, en una bolsa de piel llamada escroto y sus funciones son la producción de espermatozoides y la secreción de una hormona sexual llamada testosterona, que tiene que ver con el desarrollo sexual del hombre. En comparación con otros tipos de cáncer, el cáncer de testículo es relativamente infrecuente y representa aproximadamente el 2% de todos los tipos de cáncer en el varón. La edad más frecuente de aparición es alrededor de los 25 a 30 años y es mucho menos frecuente después de los 50 años. Los factores de riesgo para desarrollar cáncer de testículo incluyen: testículos no descendidos al momento del nacimiento (criptorquidia), antecedente familiar de cáncer testicular, enfermedades virales de la infancia, como la parotiditis (paperas) e incluso la infertilidad.

puede mostrar la presencia y el tamaño de una masa tumoral en el testículo-, además de ciertas pruebas de laboratorio en sangre que miden la presencia y el aumento de algunas sustancias que funcionan como marcadores tumorales del cáncer de testículo, como lo son la alfa fetoproteína (AFP), la lactato deshidrogenasa (DHL) y la determinación de hormona gonadotropina coriónica humana subunidad B (BHCG). El diagnóstico se basa en el examen clínico, en los hallazgos de la ecografía testicular y en los valores de los marcadores tumorales. El diagnóstico definitivo se logra cuando se extirpa el testículo afectado y se confirma el hallazgo histopatológico de células tumorales dentro del órgano. En tales casos, será necesario realizar más exámenes para saber si el cáncer se ha diseminado desde el testículo a otras partes del cuerpo. La determinación de la etapa de la enfermedad ayuda a planear el tratamiento completo. El tratamiento debe ser multidisciplinario, donde intervengan el urólogo, el oncólogo médico y el radioterapeuta. En general, depende de la edad del paciente, del tipo de tumor y de lo avanzado que éste

Habitualmente, este cáncer no ocasiona síntomas, solo el crecimiento de uno o ambos testículos. Ante la sospecha, el médico realiza un examen físico completo y el ultrasonido de escroto -el cual

Características del cáncer testicular

En ocasiones, los bultos son tan pequeños como un grano de arroz o una arveja

14

Testículo normal

Testículo con cáncer

Se caracteriza por la presencia de células malignas o cancerosas en uno o ambos testículos, las cuales pueden ser capaces de afectar otros órganos e incluso de invadir órganos distantes mediante diseminación ganglionar y sanguínea.

Los tumores se clasifican, según su origen, en: seminomatosos, no seminomatosos y en otras variedades menos frecuentes, como el gonadoblastoma.


se encuentre, aunque se calculan tasas de curación de hasta el 95% de los casos, sobre todo aquellos detectados de manera temprana. La cirugía, llamada orquiectomía radical, consiste en la extracción del testículo y frecuentemente es suficiente para la curación completa del paciente. Después de la cirugía, el paciente conserva exactamente su misma potencia sexual y la misma capacidad de paternidad, debido a que conserva el otro testículo sano. Si el paciente lo desea, se le puede colocar una prótesis en el lugar del testículo extirpado en la cirugía. En los casos en los que el paciente tenga un solo testículo, y este esté afectado por el cáncer, será necesario realizar una cirugía donde se extraiga sólo el tumor y se conserve el resto del tejido testicular sano. En casos de extensión tumoral por fuera del testículo y dependiendo del tipo de tumor, pueden ser necesarias tanto la quimioterapia como la radioterapia, las cuales se administrarán por el oncólogo médico o el radioterapeuta, respectivamente. Estas dos modalidades de tratamiento pueden interferir con la producción de espermatozoides, por lo que la preservación de semen en bancos biológicos es necesaria en estos pacientes. La quimioterapia consiste en el uso de fármacos especiales capaces de destruir células cancerosas que quedaron en el cuerpo después de la cirugía,

Orquiectomía radical

aunque puede ser el tratamiento inicial si el cáncer está en un estadio avanzado, es decir, si se ha diseminado fuera del testículo antes de la operación. La mayoría de los fármacos tienen algunos efectos secundarios que incluyen náuseas, pérdida de pelo, fatiga, diarrea, vómitos, fiebre y escalofríos. En el caso de la radioterapia, se emplean ondas electromagnéticas de alta intensidad que destruyen las células cancerosas y que reducen el tamaño de los tumores residuales. Los efectos secundarios de la radioterapia dependen principalmente de la dosis del tratamiento. Estos comúnmente son: fatiga, cambios en la piel donde se realiza el tratamiento, pérdida de apetito, náuseas y diarrea. Dado que el cáncer de testículo es curable cuando se detecta precozmente, los expertos recomiendan la realización mensual de una autoexploración testicular después de una ducha caliente -cuando la bolsa escrotal está más relajada-, en busca de abultamientos, engrandecimiento o alguna otra anormalidad; así mismo, tratar de identificar si existe la presencia de dolor o molestia al momento de la exploración, así como sensación de pesadez. Siempre es importante consultar a un médico para determinar la causa de cualquiera de estos síntomas. El cáncer testicular puede recurrir. El seguimiento puede variar según el tipo de tumor y, en general, los pacientes son examinados por el urólogo 2 o 3 veces por año con tomografías y estudios de sangre.

¿Cómo me hago un autoexamen testicular? 1

Revise sus testículos uno a la vez. Use una o ambas manos. Coloque sus dedos índice y medio por debajo del testículo y el dedo pulgar por encima. Muévalo cuidadosamente y trate de sentir si hay abultamientos. Haga lo mismo con el otro testículo.

2

Palpe a lo largo del epidídimo, para sentir si hay hinchazón. El epidídimo es una estructura suave un poco alargada como un tubo, que está detrás del testículo que recolecta y transporta el esperma.

3

Es normal que un testículo sea un poco más grande que el otro. Los testículos deben ser suaves y firmes.

Incisión inguinal

Cordón espermático Epidídimo Testículo

Consiste en la extirpación completa del testículo afectado y de todo el cordón espermático mediante un abordaje inguinal

Tasa de curación

95%

en casos detectados de manera temprana

Si usted siente cualquier masa o abultamiento, visite a su médico a la brevedad posible.

15


Portada

No le tenga miedo al dedo El 16 de junio, en los espacios de la Librería El Buscón (C.C. Paseo Las Mercedes), se dio a conocer el libro No le tenga miedo al dedo, publicación realizada por el Dr. René Sotelo, quien dirige el Centro de Cirugía Robótica y de Invasión Mínima (CIMI) del Instituto Médico La Floresta. Un libro que se inscribe dentro de una campaña que cada vez cobra más fuerza en el mundo: desmitificar el examen de próstata y todo aquello que le rodea. 16


A través de un acercamiento preciso a los distintos procedimientos que todo urólogo debe realizar en esta tarea y una explicación sencilla, pero concisa, de todas las implicaciones médicas que circundan el tema, el Dr. Sotelo presenta un documento de importancia capital ante una sociedad donde abundan los caballeros que aún miran con recelo este examen tan simple como necesario. El libro está prologado por el reconocido periodista Oscar Yanes, quien aborda el tema desde una perspectiva bastante peculiar. El famoso fresco realizado por Miguel Ángel en la Capilla Sixtina, La creación de Adán, le permite hacer una comparación, osada pero pertinente, entre el dedo de Dios, que señala y advierte, y el dedo del Dr. Sotelo, que tantea y previene. Además de esto, deja en evidencia cómo la exagerada “virilidad” de algunos famosos personajes de nuestra historia venezolana fue la culpable de haberles causado una muerte lenta e incómoda, por decirlo de alguna manera. El Dr. Sotelo lleva a cabo esta iniciativa desde uno de los centros más avanzados en cuanto a cirugía robótica se refiere. Su labor ha sido reconocida ampliamente por diversas instituciones a lo largo del mundo. Entre ellas destacan la American Urological Association y la European Association of Urology. Tiene en su registro personal más de 1000 prostatectomías radicales por laparoscopia realizadas en diferentes partes del mundo, lo cual le convierte en una de las voces con más autoridad para abordar este tema. No le tenga miedo al dedo va dirigido a público no médico. Está escrito en un lenguaje sencillo y acompañado de ilustraciones diseñadas especialmente para cada capítulo. Proporciona información sobre las enfermedades que pueden presentarse en la próstata, desde el crecimiento benigno hasta la inflamación y el cáncer, así como las más novedosas alternativas de diagnóstico y tratamiento para cada una de ellas.

Disponible en las principales librerías del país Para pedidos: Ariana Mendoza ariana@cirugiaavanzada.net 0414-549.63.44/0212-286.85.70

@doctorsotelo

www.cirugiaavanzada.net 17


Directorio médico

URÓLOGOS Dr. René Sotelo - Director CIMI

Área de interés: Cirugía laparoscópica y robótica, Endourología, Oncología, Infertilidad CONTACTO: (0414) 3221292 sotelo@cirugiaavanzada.net @Doctorsotelo

Dr. Oswaldo Karam Isaac - Director Médico IMLF Área de interés: Urología general CONTACTO: (0414) 0140990 karam@cirugiaavanzada.net

Dr. John Novoa

Área de interés: Oncología, Piso pélvico CONTACTO: (0424) 1026869 novoa@cirugiaavanzada.net

Dr. Oswaldo Carmona

Área de interés: Cirugía laparoscópica y robótica, Endourología CONTACTO: (0414) 1019663 carmona@cirugiaavanzada.net

Dr. Robert De Andrade

Área de interés: Trasplante renal, Piso pélvico CONTACTO: (0414) 1027527 deandrade@cirugiaavanzada.net

Dr. Otto Moreira

Área de interés: Oncología, Piso pélvico CONTACTO: (0412) 6213666 moreira@cirugiaavanzada.net

Dr. Carlos Rodríguez

Área de interés: Cirugía laparoscópica, Endourología, Oncología y Trasplante renal. CONTACTO: (0414) 3311353 rodriguez@cirugiaavanzada.net

Dra. Vanda D. López G.

Área de interés: Disfunciones miccionales, Urodinámica, Incontinencia urinaria, Prolapso CONTACTO: (0424) 1487992 lopez@cirugiaavanzada.net

Dra. Eddy Vitto

Área de interés: Urología femenina, Urodinámica, Rehabilitación de piso pélvico CONTACTO: (0414) 1383921 vitto@cirugiaavanzada.net

Dra. Carmen Martínez

Área de interés: Urología general, Urología pediátrica CONTACTO: (0416) 6245767 martinez@cirugiaavanzada.net 18

NEFRÓLOGOS Dr. Ezequiel Bellorín

Área de interés: Metabolismo mineral

CONTACTO:

(0416) 6250591 ebellorin@cantv.net

Dr. Raúl Carlini

Área de interés: Nefrología CONTACTO: (0416) 3300873 raul.carlini@gmail.com

CIRUJANOS GENERALES Dr. Alexis. E. Sánchez I.

Área de interés: Cirugía laparoscópica, Cirugía robótica CONTACTO:

0414-3310944 sanchez@cirugiaavanzada.net

Dr. Miguel Vasallo Palermo

Área de interés: Cirugía laparoscópica, Cirugía robótica CONTACTO: 0416-6187768 vasallo@cirugiaavanzada.net

Dr. Andrés Hanssen Londoño

Área de interés: Cirugía robótica, Cirugía de invasión mínima, Cirugía bariátrica CONTACTO: 0414-3211100 hanssen@cirugiaavanzada.net www

Teléfonos: +58 (212) 2843812 – (0212) 2096240 Fax: + 58 (212) 2868570 E-mail: info@urologialaparoscopica.net Atención al paciente y Central de citas recepción@cirugiaavanzada.net + 58 (0212) 2843812 - (0212) 2096240 + 58 (0414) 6624356 - (0414) 1168107 Recuerde que puede pedir su cita a través de nuestra página web: www.cirugiaavanzada.net Urólogo de guardia + 58 (0414) 1830748 Atención médica especializada al paciente + 58 (0414) 1831196 – (0414) 1830791 + 58 (0414) 6623325 – (0414) 1830748 Instituto Médico La Floresta

Anexo ¨B¨- Piso 2. Urbanización La Floresta Avenida principal con calle Santa Ana Municipio Chacao, Caracas-Venezuela


19


Sociales

American Urological Endourology Washington D.C., Estados Unidos

IX Congreso de Actualización en Urología Oncológica Caracas, Venezuela

Visita del maestro Abreu a CIMI Instituto Médico La Floresta, Caracas

Lanzamiento del Gran Bono de la Salud por la Sociedad Anticancerosa de Venezuela. Tinedo Guía, Dr. Cono Gumina, Graciela Beltrán Carías y Dr. René Sotelo

Severance (Yonsei) Da Vinci Live 2010 XXVII Congreso Nacional de Obstetricia y Ginecología Caracas, Venezuela

Lapendofusión 2011

Kochi, Kerala, India

20

Del 15 al 17 de julio de 2010 Seúl, Corea


Presentación del libro No le tenga miedo al dedo 16 de junio, Librería El Buscón C.C. Paseo Las Mercedes

El Dr. René Sotelo es felicitado por los invitados, luego del acto de presentación.

Ariana Mendoza, Roger Guarisma, Patricia de Guarisma, y el Dr. René Sotelo.

Nohemí Briceño, Dr. Oswaldo Carmona, Dr. Octavio Almanzor, Dr. Mario Urdininea, Dr. Benjamín Guadarraga, Dr. Roberto Garza, Dr. Rafael Clavijo.

Ángel Álvarez, Claudio Nazoa, Magaly Pérez y Laureano Márquez.

Dra. Luisa Gil, Dr. Robert de Andrade, Gretel Siblesz y Dr. Rubén Contreras.

Milena Noguera de Sotelo, Weldon Woodard, Patricia Sotelo y Nathalia Sotelo. 21


Cálculos urinarios

Por Dr. Raúl Raul Carlini

Litiasis urinaria ¿Qué es la litiasis de la vía urinaria?

Es la presencia de formaciones minerales sólidas, conocidas también como cálculos o piedras, las cuales se pueden formar en el riñón, en los uréteres o en la vejiga.

¿Cómo se forman los cálculos urinarios?

Se forman debido a la unión de ciertas sustancias presentes en la orina (calcio, ácido úrico, oxalato), las cuales no pueden ser diluidas ni eliminadas por el riñón y, en consecuencia, se generan pequeños cristales que, al adherirse unos a otros, aumentan su tamaño hasta formar el cálculo.

¿Qué tan frecuente es esta enfermedad?

La litiasis renal se estima que afecta al 4% de la población mundial, siendo más frecuente en el sexo masculino, calculando que el 13% de los hombres y el 7% de las mujeres han tenido por lo menos una litiasis urinaria en su vida.

¿A qué edad se manifiesta?

Aunque no existe edad, país o grupo étnico particularmente propenso a padecer la enfermedad, se ha determinado que la mayor incidencia se registra en la población de entre 30 y 60 años.

¿Hay diferentes tipos de cálculos?

Sí, y cada uno tiene causas de formación distintas. Entre los más comunes podemos mencionar: Cálculos de calcio: son los más frecuentes. Ocurren por la pérdida urinaria de calcio (hipercalciuria) proveniente de los huesos o por el aumento en la absorción intestinal de ese mineral. Estos pacientes pueden tener osteoporosis y mayor riesgo de fracturas.

Cálculos vesicales

22

Cálculos de ácido úrico: se forman por el incremento en la eliminación de ácido úrico en la orina, acompañado de orina ácida (pH ácido). Son frecuentes en personas obesas y en pacientes diabéticos. Cálculos de estruvita (de origen infeccioso): son más comunes en las mujeres. Bacterias como el Proteus y la Klebsiella aumentan la acidez urinaria y dan origen a estos cálculos, los cuales suelen ser de gran tamaño y ocupar gran parte del riñón, tomando la forma de un coral o de un asta de venado, como también se les conoce.

¿Cuáles son los síntomas de esta enfermedad?

Los síntomas varían según el tamaño y la ubicación del cálculo. Generalmente la mayoría de los cálculos menores de 7 mm de diámetro pueden ser expulsados con tratamiento médico o de manera espontánea. Cuando presentan síntomas, estos son los más frecuentes: Cólico nefrítico: se produce cuando el cálculo obstruye el paso de orina porque este se “atasca” en el uréter (conducto que lleva la orina del riñón a la vejiga) y no permite el libre flujo urinario, lo que dilata la vía urinaria y ocasiona un dolor muy intenso localizado según el sitio de obstrucción y el cual puede extenderse hacia el abdomen inferior e incluso a los genitales. Hematuria: es la presencia de sangre en la orina, la cual puede detectarse a simple vista o mediante el estudio de orina. Este sangrado es ocasionado por la fricción del cálculo al transitar por las vías urinarias. Otros síntomas: náuseas, vómitos, necesidad persistente de orinar, micción dolorosa o con dificultad. En algunos casos, la orina que no puede salir por la obstrucción del cálculo se infecta y ocasiona escalofríos y fiebre. Estas infecciones urinarias se pueden complicar y afectar al riñón (pielonefritis).


¿Cómo se hace el diagnóstico?

Hoy en día, la tomografía computarizada con reconstrucción en tercera dimensión es el método más preciso, rápido y menos invasivo para conocer la presencia y la localización del cálculo. También se puede utilizar la radiografía de abdomen y el ecosonograma renal, aunque brindan información menos exacta. Para conocer la causa que origina los cálculos deben hacerse estudios especiales en orina y sangre, como la determinación de calcio, fósforo, ácido úrico, oxalatos, citratos, determinación del pH urinario y urocultivo, para determinar la presencia de infección urinaria. Una vez que el paciente expulsa un cálculo urinario o que se le extrae alguno mediante cirugía, este se debe mandar a analizar para conocer su composición química exacta y planear un tratamiento específico. La determinación de la hormona paratiroidea que regula la concentración de calcio en el organismo es igualmente importante.

¿Cuál es el tratamiento?

Varía según el número de cálculos, su tamaño y su localización. En general, las siguientes son indicaciones fundamentales que forman parte esencial del tratamiento. Ingesta abundante de líquidos: el consumo de agua debe ser abundante, entre 2 a 2,5 litros diarios. Esto estimula la producción de orina, lo cual puede ayudar a disminuir la formación de cálculos y también a empujar los ya formados para facilitar su expulsión. Además, con esta ingesta de líquido se diluyen las sustancias que componen la litiasis, facilitando su eliminación por la orina. En climas cálidos es necesario ingerir más agua para compensar la pérdida de líquido por el sudor. Esto ayuda a mantener menos concentrada la orina y reduce el riesgo de la formación de litiasis. Dieta: según las características químicas del cálculo, el médico podría hacer algunas modificaciones en la dieta. Aunque tradicionalmente se ha recomendado reducir el consumo de calcio para combatir los cálculos formados por ese mineral, estudios recientes demuestran que los pacientes con una dieta pobre en calcio pueden tener una mayor recurrencia de litiasis. La razón es que la excreción de oxalato de calcio aumenta cuando la dieta es baja en calcio. Además, la dieta baja en calcio durante períodos prolongados puede producir osteoporosis. Entonces, la dieta debe ser normal y se puede complementar con una baja ingesta de sal y de proteínas de origen animal (carne).

Diuréticos: son medicamentos que aumentan la excreción de orina. Algunos de ellos se utilizan para disminuir la eliminación urinaria de calcio y disminuir la aparición de cálculos urinarios. Alopurinol: es un fármaco que disminuye la concentración de ácido úrico en sangre, con lo que disminuye también su presencia en la orina y resulta efectivo en el tratamiento de los cálculos constituidos por ácido úrico. Citrato de potasio: aumenta el pH urinario para corregir la orina ácida y evitar la formación de cristales de calcio.

Otros tratamientos

Ondas de choque: es la técnica conocida como litotripcia extracorpórea. Emplea ondas electromagnéticas que se dirigen desde afuera del organismo hacia el sitio donde están los cálculos y los pulverizan en pequeños fragmentos que pueden ser expulsados con la orina. El método no requiere incisiones y es menos doloroso que la cirugía, aunque se pueden requerir varias sesiones de tratamiento. Endourología: consiste en el uso de técnicas quirúrgicas de mínima invasión, que emplean modernos instrumentos equipados con dispositivos de óptica y de trabajo que permiten acceder a la vía urinaria a través de orificios naturales o de pequeñas incisiones creadas para ubicar y extraer el cálculo sin necesidad de grandes heridas quirúrgicas. Es el tratamiento más frecuente y probablemente más efectivo en el tratamiento de la litiasis urinaria. Cirugía laparoscópica y robótica: estas técnicas de mínima invasión son empleadas en centros de excelencia académica y científica donde los tratamientos antes mencionados no son suficientes para eliminar los cálculos de la vía urinaria. Cirugía abierta: debido a la amplia oferta de tratamientos mínimamente invasivos, los cuales reportan altas tasas de éxito, este tipo de cirugía va cayendo en desuso en la mayor parte del mundo.

¿La litiasis puede ser recurrente?

Esta enfermedad tiene un componente hereditario y tiende a ser recurrente, especialmente si la causa no ha sido identificada o cuando no se ha recibido tratamiento para evitar la formación de cálculos. Investigaciones recientes revelan que aproximadamente 70% de los pacientes que han tenido un cálculo tendrán otro en menos de 10 años, 50% en menos de 5 años y el 15% antes del primer año. 23


Distinciones Dr. Raúl Carlini Premio Nacional de Nefrología

En septiembre del año 2010 se realizó en la ciudad de Maracaibo el XI Congreso Venezolano de Nefrología. Dicho evento se realiza cada dos años. En esta oportunidad, la Sociedad Venezolana de Nefrología le otorgó al Dr. Raúl Carlini el Premio Nacional de Nefrología por su trayectoria dentro del campo de la nefrología clínica, trabajos publicados e investigación académica.

Reconocimiento al Dr. Oswaldo Karam

En conmemoración de los 40 años de la fundación del Instituto Médico La Floresta, se celebraron las Jornadas Científicas ¨Dr. Sergio Plotnikov¨ junto al IX Congreso de Actualización en Urología Oncológica de la Fundación CAURO. En tan prestigioso evento se entregó un reconocimiento al fundador del Instituto Médico La Floresta y miembro del Centro de Cirugía Robótica e Invasión Mínima, Dr. Oswaldo Karam, en agradecimiento a la tutela y apoyo a los diferentes médicos del Instituto, por su gran visión, empeño y dedicación. Posteriormente se llevó a cabo la celebración del día del médico en el auditorio ¨Dr. Jacinto Convit¨ en el Instituto Médico La Floresta. En dicho evento se hizo entrega al Dr. Oswaldo Karam de un botón con el logo de la Sociedad Médica.

La Universidad de Los Andes otorgó la condecoración “Dr. Diego Carbonell Spinel” al Dr. René Sotelo El pasado 21 de julio se llevó a cabo en la ciudad de Mérida el Congreso de la Sociedad Venezolana de Urología. En tan prestigioso evento fueron otorgados dos reconocimientos al Dr. René Sotelo, director del Centro de Cirugía Robótica y de Invasión Mínima del Instituto Medico La Floresta. En primer lugar, recibió la máxima distinción que otorga la Universidad de Los Andes en materia de investigación científica, y por tanto es un orgullo que hayan tomado en cuenta las credenciales y la trayectoria del Dr. René Sotelo para otorgarle esta condecoración. Posteriormente, la Sociedad Venezolana de Urología, en conjunto con la Cátedra-Servicio de Urología del IAHULA, le otorgó un reconocimiento por considerarlo un docente de gran valía, con grandes aportes a las nuevas tecnologías en cirugía urológica que lo han hecho merecedor de prestigio y una excelente proyección internacional. 24


25


Participación internacional

Abril 2010 - Mayo 2011

Estados Unidos Del 8 al 13 de abril de 2010 - Orlando, Florida

Simposio Mundial de Urología Robótica World Robotic Urology Symposium

Capitolio de los Estados Unidos Capitol Hill Washington D.C. EE. UU.

El congreso tuvo lugar en el Florida Hospital y contó con la participación del Dr. René Sotelo en calidad de conferencista. La cita fue propicia para realizar la primera reunión de la Sociedad de Cirujanos Robóticos (SRS), en la cual el Dr. Sotelo participó como miembro fundador. Se realizaron reuniones entre los más destacados urólogos latinoamericanos y directores de centros de cirugía robótica, entre ellos: el Dr. Luis Eduardo Cavalier (Colombia), el Dr. Julio Pow-Sang (EE.UU.), el Dr. Octavio Castillo (Chile) y, en representación del Centro de Cirugía Robótica y de Invasión Mínima (CIMI) del Instituto Médico La Floresta, el Dr. René Sotelo, quien posteriormente se trasladó a la ciudad de Caracas, donde efectuó una cirugía de próstata asistida por robot, transmitida en vivo en el congreso a través de una videoconferencia. Del 29 de mayo al 3 de junio de 2010 - San Francisco, California

Encuentro Anual de la Asociación Americana de Urología American Urological Association Annual Meeting, 2010 En la ciudad de San Francisco, California, se llevó a cabo la reunión anual de la AUA 2010, donde el equipo del Centro de Cirugía Robótica y de Invasión Mínima (CIMI), encabezado por el Dr. René Sotelo, asistió junto a destacados urólogos, para discutir y presentar los últimos avances en la especialidad. El Dr. Sotelo participó como profesor en la conferencia: “Cuello vesical: identificación, disecciones difíciles y lóbulos medios”, dentro del curso Robot Assisted Radical Prostatectomy: Live Surgery and Tips and Tricks for High Risk and Complex Cases, organizado por el Dr. Erick Castle. Adicionalmente, participó como organizador y conferencista, junto al Dr. Inderbir Gill (University of Southern California) en el curso Basic and Advanced Laparoscopic and Robotic Oncology: Renal, Prostate, Bladder and Testis (RPLND). Del 1 al 4 de septiembre de 2010 - Chicago

Congreso Mundial de la Sociedad de Endourología 2010 World Congress on Endourology En Chicago, Illinois, se llevó a cabo el Congreso Mundial de la Sociedad de Endourología WCE 2010, en el cual el Centro de Cirugía Robótica y de Invasión Mínima (CIMI) tuvo una participación destacada. El Dr. Sotelo fue moderador durante una cirugía en vivo y en la sesión de laparoscopia. Dictó conferencias en NOTES y LESS, técnicas en las que CIMI es uno de los pioneros. La presentación: “Nightmares in laparoscopy and robotic” sirvió para aclarar todas las dudas sobre posibles complicaciones que se pueden presentar durante la cirugía. Del 13 al 20 de mayo de 2011 – Washington, D.C.

Encuentro Anual de la Asociación Americana de Urología American Urological Association Annual Meeting, 2011 Destacada por ser el mayor encuentro de urólogos en el mundo, proporcionando un acceso sin precedentes a la investigación innovadora, las nuevas directrices y los últimos avances en urología. El Dr. Sotelo participó como Faculty en la conferencia: Complicaciones en Urología laparoscópica, descripción de la técnica quirúrgica en nefrectomía y prostatectomía radical laparoscópica y manejo de fístulas genitourinarias complejas, dentro del curso: Basic and Advanced Laparoscopic and Robotic Oncology: Renal, Prostate, Bladder and Testis. (RPLND), realizado en conjunto con los doctores Inderbir S. Gill, Monish Aron e Ingolf Tuerk.

26


Latinoamérica Del 13 al 16 de agosto de 2010 Cartagena de Indias, Colombia

Congreso de la Sociedad Colombiana de Urología A mediados del mes de agosto se llevó a cabo, en Cartagena de Indias, Colombia, el XLV Congreso Internacional de Urología organizado por la Sociedad Colombiana de Urología. Allí, CIMI tuvo una importante participación al presentar 15 de los 20 videos que se proyectaron en el evento, los cuales valieron la obtención de una mención honorífica. Así mismo, el Dr. Sotelo fue uno de los profesores invitados para dictar varias conferencias sobre importantes temas de la especialidad: tamizaje de próstata, manejo de cálculos en el tracto urinario superior, cistectomía radical laparoscópica y robótica, actualidad en NOTES y LESS, además de presentar “lo que se hace hoy” en cirugía robótica.

Del 6 al 28 de agosto de 2010 Salvador de Bahía, Brasil

ALACE

Salvador de Bahía fue el lugar de encuentro para el Congreso de la Sociedad Brasilera de Cirugía Laparoscópica y el Congreso de la Federación Latinoamericana de Cirujanos. En el mencionado evento, el Dr. Sotelo participó dictando conferencias en el simposio de NOTES y LESS, sobre la aplicación de la cirugía por un solo trócar en el área de urología. Adicionalmente, se discutió sobre el desarrollo de las nuevas plataformas, la cistectomía por laparoscopia, el estado actual de la cistectomía y cuál podría ser su futuro.

27


Participación internacional

Junio 2010 - Marzo 2011

Europa Del 11 al 14 de junio de 2010 - Bilbao, España

LXXV Congreso Nacional de Urología, Sociedad Española de Urología El Dr. René Sotelo estuvo invitado al LXXV Congreso Nacional de Urología de la Sociedad Española de Urología, el cual se llevó a cabo en el Palacio de Congresos de la Ciudad de Bilbao. En el mismo, el Dr. Sotelo tuvo una importante participación en el curso de adiestramiento “Actualización en cirugía endoscópica transluminal mediante orificios naturales (NOTES) y cirugía por puertos únicos (LESS)”, organizado por el Dr. Álvaro Serrano. En este curso se desarrollaron dos interesantes conferencias: “Cirugía mínimamente invasiva: conceptos y desarrollos” e “Instrumental para realizar LESS”. Del 16 al 18 de junio de 2010 - Estambul, Turquía

Simposio de Urología Robótica Robotic Urology Symposium

Catedral gótica de Il Duomo Milán - Italia

A mediados de junio de 2010, el Dr. Sotelo fue invitado al II Robotic Urology Symposium en la ciudad de Estambul, Turquía. El evento se llevó a cabo en las instalaciones del Point Hotel Conference Center. Allí dictó la conferencia “Procedimientos innovadores en cirugía robótica”. Adicionalmente, realizó dos cirugías en vivo, una de prostatectomía simple con robot, demostrando la técnica descrita por CIMI, y una reparación de fístula vesicovaginal y colonovesical con robot, la cual estuvo magistralmente asistida por el Dr. Oswaldo Carmona.

Del 1 al 22 de septiembre de 2010 - Novara, Italia

Curso de Cirugía Laparoscópica en Urología A mediados del mes de septiembre, se llevó a cabo en la Universidad del Piemonte Oriental Amedeo Avogadro, en Novara, Italia, el cuarto Curso de Cirugía Laparoscópica en Urología. Allí, el Dr. Sotelo fue invitado como conferencista para hablar sobre los avances y el futuro de las cirugías LESS y NOTES, además de participar en la cirugía “LESS transvesical adenomectomy” (transmitida en vivo) acompañado por el Dr. Oswaldo Carmona.

28


Asia Del 15 al 17 de julio de 2010 - Seúl, Corea

Severance (Yonsei) Da Vinci Live 2010 Severance (Yonsei) Da Vinci Live 2010 A mediados del mes de julio, el Dr. René Sotelo asistió al evento SEVERANCE Da Vinci LIVE 2010 de la Universidad Yonsei en Seúl, Corea, donde dictó la conferencia “Experiencia en urología robótica en Sudamérica”. Asimismo, la ocasión sirvió para la transmisión de varias cirugías en vivo, lo que permitió presentar los más recientes avances en procedimientos asistidos por el robot Da Vinci.

Del 4 al 13 de marzo de 2011 - Nadiad, India

III Taller Internacional sobre Cirugía Laparo-endoscópica de Incisión Única III International Live Operative Workshop on Laparo-Endoscopic Single Site (LESS) Surgery En esta ocasión, el Muljibhai Patel Society for Research in Nephro-Urology Jayaramdas Patel Academic Centre invitó, en calidad de profesor titular, al Dr. René Sotelo a participar en el 3rd International Live Operative Workshop on Laparo-Endoscopic Single Site (LESS) Surgery. Allí dictó dos conferencias magistrales: “LESS: urinary reconstruction” y “LESS: pelvic applications”.

Taj Mahal Ciudad de Agra Uttar Pradesh, India

Además de esto, llevó a cabo, en el Muljibhai Patel Urological Hospital, una intervención de próstata por crecimiento benigno por LESS, colocando un dispositivo directamente dentro de la vejiga, para realizar toda la cirugía únicamente a través de dicho instrumento.

29


Venezuela

Marzo - Julio 2011 Obelisco de Altamira Plaza Francia- Chacao Caracas-Venezuela

Del 28 de febrero al 03 de marzo de 2011 Hotel Eurobuilding, Caracas

XXVII Congreso Nacional de Obstetricia y Ginecología El Dr. René Sotelo asistió en calidad de ponente al XXVII Congreso Nacional de Obstetricia y Ginecología, el cual se realizó en el Salón Plaza Real del Eurobuilding, Hotel & Suites en la ciudad de Caracas. Allí realizó una conferencia magistral sobre Cirugía robótica.

26 de marzo de 2011 Centro Médico Docente La Trinidad, Caracas

I Jornada de Uroginecología y Cirugía de piso pélvico

Los Dres. Juan Rivero y Vicente Bosque, coordinadores de la I Jornada de Uroginecología y Cirugía de piso pélvico, invitaron a participar como conferencista al Dr. René Sotelo. Este evento fue organizado por el Centro de Extensión del Conocimiento del Centro Médico Docente La Trinidad, el 26 de marzo en la ciudad de Caracas. La ponencia se tituló “Evaluación y manejo de las fístulas vesicovaginales en Uroginecología”.

Del 20 al 22 de julio del 2011 Centro de Convenciones Mucumbarila, Mérida

XIV Jornadas Interseccionales Nacionales de Urologia Urólogos nacionales e internacionales se dieron cita en este evento, organizado por la Sociedad Venezolana de Urología. El Centro de Cirugía Robótica y de Invasión Mínima participó de forma protagónica en tan concurrido evento. El Dr. René Sotelo realizó el simposio de Cirugía Laparoscópica y sus complicaciones. El Dr. John Novoa organizó el simposio de Cirugías de uretra con nuevas técnicas de transferencia de tejido y trasplante de uretra masculina. Del reconocido grupo de Urodinamia de CIMI, la Dra. Vanda López dirigió el simposio de Urología femenina, mientras que los Dres. Robert De Andrade y Oswaldo Carmona presentaron varios videos realizados por el grupo de médicos de CIMI. Por último, pero no menos importante, se llevó a cabo una cistoprostatectomía radical en el Instituto Médico La Floresta, que fue transmitida en vivo para las jornadas.

30


Su salud, bienestar y calidad de vida son nuestra prioridad Es por ello que hemos creado para usted el nuevo portal

www.fistulavesicovaginal.com Aquí podrá encontrar artículos testimonios videos además de información general de esta patología.

Nos esforzamos por brindarle la mejor información en nuestras especialidades. 31


Programa Fellowship

Así opinan nuestros fellows Dr. Juan Arriaga Aguilar

Dra. Johanna Vega

Matteo Giulio Spinelli

Hermosillo, Sonora, México

Bogotá, Colombia

Milán, Italia

Hace un año llegué a CIMI con la idea de aprender a realizar cirugías que no se llevan a cabo en mi hospital y las referencias que tenía eran excelentes.

Al momento de decidir una rotación durante el programa de especialización en urología, es inevitable no pensar en la cirugía laparoscópica como primera opción.

Para mí es un placer poder describir la experiencia en el fellow quirúrgico con el profesor René Sotelo en CIMI, en donde estuve desde septiembre a diciembre de 2010. Esto me ayudó a mejorar mi experiencia en el campo de la cirugía mínimamente invasiva en Urología. Rara vez he tenido la oportunidad de encontrar un centro con tan alto nivel de preparación dispuesto a entrenar a cirujanos jóvenes. Existe un gran número de patologías quirúrgicas que se tratan en CIMI y el entrenamiento recibido fue excelente.

Urólogo adscrito al Departamento de Urología, Hospital General del Estado

Sin embargo, era poco lo que hablaban del personal, que es, precisamente, el elemento más importante de cualquier organización. Ignoraba que estaba llegando a un lugar donde, diariamente, conviven profesionales de la urología dispuestos a compartir sus experiencias y conocimientos para lograr el crecimiento personal y profesional de nosotros, los que venimos a estudiar. Inmediatamente noté el excelente ambiente de trabajo que se logra cuando hay respeto y amistad. La fortaleza de CIMI no solo es contar con la tecnología más moderna del mundo, sino saber aplicarla con ética y compromiso, con alto profesionalismo y sin perder la calidad humana. Un año de estudio, convivencia y trabajo al lado de grandes profesores de la urología dentro de CIMI, y de otros más de diferentes partes del mundo, me han hecho saber que cumplí mis objetivos con creces. Estoy seguro de haber adquirido las habilidades profesionales que aquí se practican. Es gratificante ser partícipe del trabajo bien hecho y formar parte de este gran equipo de profesionales. 32

Uróloga adjunta de Colsubsidio

No dudé siquiera por un segundo que el lugar ideal para tal fin sería junto al Dr. Sotelo y no me equivoqué. Hoy, a poco tiempo de terminar mi pasantía, llegué a comprender la magnitud de la cirugía laparoscópica urológica y el compromiso que tenemos todos los urólogos en aprender y desarrollar estas técnicas en pro del beneficio de nuestros pacientes. Durante toda mi rotación, experimenté un sinnúmero de situaciones y momentos que no solo me permitieron crecer desde el punto de vista profesional, sino también académico y personal. La gratitud es una emoción difícil de expresar en palabras, pero es lo que siento no solo por el Dr. Sotelo, sino por toda su familia y su equipo de trabajo, quienes siempre se han esmerado en dar lo mejor y, por si fuera poco, me hicieron sentir en casa desde el primer día. Me llevo a mi país los mejores recuerdos, grandes amigos y todas las herramientas para seguir creciendo en este campo, así como el firme propósito y anhelo de regresar. Gracias, Dr. René Sotelo. Gracias, CIMI.

Universitá degli Studi di Milano

Otra ventaja de este fellowship fue la posibilidad de interactuar con otros colegas, de discutir los diferentes manejos que posteriormente se harían en cada cirugía, así como los diagnósticos y alternativas terapéuticas. Estas reuniones fueron grandes lecciones para mí. Finalmente, existe un fuerte impulso para la investigación en CIMI; el Dr. Sotelo tiene nuevas ideas cada semana. Las oportunidades para investigar son interminables y yo estuve involucrado en varios proyectos. ¿Que si recomendaría esta experiencia? Indudablemente lo haría. Tuve la oportunidad de aprender nuevas técnicas quirúrgicas que ahora he traído a Italia. Conocí a muchas personas que se han convertido en grandes amigos. Si alguna vez tiene una oportunidad similar, le recomiendo que la aproveche.


33


Revista Cimi - 2 / 2011  

Excelencia sin fronteras

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you