Page 1

Año I diciembre del 2008 - Primera edición Especial de Poesía.

(…)una hermosa juventud. Y hermosa y rápida las sorprendió la muerte: a todas las lanzaron al agua. ¡Ay, cómo chillaban los pequeños hocicos! (Gottfried Benn - Una hermosa juventud)


POETAS PRESENTES EN ESTA EDICIÓN David Santos Arrieta (((Chile – Monte Patria))) Nicolai Troncoso (((Chile - Santiago))) Sergio Godoy (((Chile - Serena))) Daniel Rojas Pachas (((Chile - Arica))) Poesía Catatónica (((Chile-Concepción))) Walter Mondragón (((Colombia))) Mauricio Cuadros Quintana (((Chile - Arica))) Mariano Shifman (((Argentina))) Marieta Morales (((Chile - Antofagasta)))

Editado en Arica- Chile 2008 Diseño: Violeta Fernández Riquelme y Daniel Rojas Pachas

Matilde Granados (((Perú))) Ignacio Cardenal (((El Salvador)))

Cinosargo Contacto: carrollera@gmail.com Web: www.cinosargo.cl.kz

Ian Welden (((Chile - Dinamarca))) Teresa Iturriaga Osa (((España))) Gustavo Tisocco (((Argentina)))

Editorial Cinosargo by Daniel Rojas Pachas Creative Commons Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 2.0 Chile

Luis Prado (((México)))


POEMAS DE DAVID SANTOS ARRIETA.

llegó la dire gritando como siempre: ¡qué pasó aquí!???? yo más asustado que la mierda di un paso atrás ningún compañero me acusó ser sapos no era nuestra astucia - se calló sola - dijo alguien - hace rato que estaba suelta estábamos en séptimo básico ahora yo protejo mi pizarrón de las patas voladoras que cada vez son menos en las escuelas los niños fobos comen sus embelecos y las niñas miran revistas que valen más que un diccionario o que una novela corta o que un cepillo de dientes o que un condón... ahora protejo al pizarrón los profesores miramos a los alumnos desde las ventanas de nuestras salas cada uno cuidando su pizarrón de las patas voladoras que a pesar de ser menos, todavía existen latentes como los gritos de la dire que ahora son menos porque cada vez es menos el tiempo que se le ve

LOS PIZARRONES

los pizarrones son nuestros verdaderos profesores siempre hay uno el conocimiento escolar es así: lizo, oscuro, enmarcado y con un clavo para colgar la almohadilla ...cuando estaba en séptimo básico, de una patá voladora tiré el pizarrón al suelo sonó fuerte mis compañeros quedaron asustados fue como derrepente derrepente ví el pizarrón, corrí y le pegué con mi patada voladora cayó y casi aplasta a dos al ver los ojos encrispados de mis amigos aceleré el pulso y esperé todos esperamos ya saben qué, o a quien,

cuando ya la escuela queda sola las pizarras no se borran a sí mismas las pizarras ni se hablan, imitando el gesto de sus protectores. las pizarras se embriagan encerradas en la oscura sala de clases. las pizarras se comen entre ellas y vuelven a colgarse en su sitio, para que las vean. las pizarras hacen gestos de muerte sin saberlo. las pizarras hieden sin saberlo. las pizarras gimen un porfavor, sin saberlo. las pizarras mienten sin saberlo. las pizarras enseñan sin saber nada. imitando el gesto de sus protectores, que sin saberlo, protegen sólo un ladrillo más de la pared (gracias, pink floyd) mientras en las calles, y ojo alerta, la vida se diluye en la velocidad y la sinrazón en la ley de una crisis programada en lo parco de la ritualidad en las ganas de quebrarlo todo, y ver por fin salir al sol.-


Ya no se ven tantos hippies y eso está bien Imprimir versos en tu habitación, puede ser Fotocopiarlos en la universidad Tirar con tus amigas y colarles los versos en sus colales Creer en el poder Sentir su pie, con sadomasoquista cariño Ay, me gusta el sistema no me vendo me arriendo Me cuelga en los sesos lo que soy capaz Ver caer las torres gemelas una y otra vez PRECISO MOMENTO

Gritar estoy muerto y colgar rosarios para la buena suerte Meterle los dedos al enchufe al cadáver de pinochet

Este es el momento preciso para asustar a la gente: Una guitarra al hombro Un chico mirando sobre ese hombro La sombra de esos escritos Debe todo esto tener sabor a camino Dispar es el tiempo, oiga, Dispar la hermandad

Y llevarlo al jardín de infancia donde terminé contigo, amor.David Santos Arrieta desde Monte Patria. _____________________________________________ Poeta y psicopedagogo se desempeña como docente especialista en la comuna de Monte Patria, IV región del norte chico de su país. Formo parte de la antología Canto a un Prisionero. Antología de poetas Americanos, homenaje a los presos políticos en Turquía.


FOTOS INCENDIARIAS: POEMAS DE NICOLAI TRONCOSO.

DÉLIRE DES HIBERNER... Quisiera bailar milonga contigo Anclarme a tus caderas aterciopeladas y en tu vaho rojizo hundir mi rostro Hasta sentirme vivo. Quisiera ahora... Bailar desnudo en tu abrigo Posarme en tus pechos acaramelados Y derretir con mi pincel Tu volcán cobrizo.

PINTURA Quisiera pintarnos a media luz en una habitación desnuda. Mirándonos con mi mano en tu rodilla, y tus dedos en mi espalda. Yo jalando tu muslo hasta el ósculo de mi cintura, Y tú; mordiendo mi corazón con la navaja de tu lengua afilada Como cobijando un siniestro deseo sexual incomprensible Haríamos arder la galería avergonzada de esta apuesta, Contemplando con envidia la alevosía de nuestro gesto ecuánime. Yo te deshojaría desplumada hasta cuajar tu sangre. Te estrujaría como una vasija de mármol asomando tus pechos a la luna. Los maestros nos regalarán pincelazos en medio de la alforja. Modigliani nos pondrá el romanticismo lacónico, Y Lempika te esculpirá con su flema de acero feminista. A mi me arreglará Picasso, para verme como Guernica. Y aunque intenten plantar la higuera seca de ternura, no podrán Aunque ese es cuento para otro poema... Quedémonos ahora en la contienda huracanada de la piel ampulosa, Por lo menos... hasta que el sol se consuma entre tus ojos. Y hasta que tu novio te lleve a otro salón de este frío edificio, Y te retrate en un mamarracho pulcro y sucio, atropellando tu incendio terracota.

Quisiera ahora Hacer el amor contigo Pero tú, No sabes que aun vivo. Me tienes muerto, Desalojado en el exilio. Mordiendo sobras de tu voz Pastando mierda de tu "amour?".


CONSEJO PATERNAL.

SOBREMESA

¡¡A ver mierda!! ¿¡Qué le enseñé yo!? ¿Acaso lo crié mariconsito? Yo siempre le dije, sea lo que quiera, pero sea lo sea siempre sea el mejor. Ya sea en la universidad más prestigiosa o con una pala y un sombrero. Así que nada de huevadas. Mañana levanta ese reverendo culo peludo y parte a robar ese banco como la gente. Haga bien las cosas. Ojalá con harto paco muerto, y una buena suma de lucas. Yo no crié sacos de hueás mediocres. No lo crié para robar bazares.

-¿Serías capaz de perdonarme, sin importar qué hice y cómo? -Si ¿Me disculparás cuando te diga con todo mi arrepentimiento qué cosas terribles he hecho, gozándolas como nunca, sin darme cuenta, pero consciente a la vez? -Si -¿Me amarás igual? ¿Aunque en mí se esconda el monstruo que desconoces? -Si -Entonces, Papá... perdóname por favor por embarazar a Mamá... no quise hacerlo. Solo sucedió.

_____________________________________________ Nicolai Troncoso: Soy; escritor sin libros ni lectores. Bizarro resultado de los adoquines de Santiago. Odiado por defecto. Enfermo de pasiones como toda esta ciudad, sin pretensiones de ser "alguien", soy un conocido anónimo que hace más Spam en la red.


POESÍA DE SERGIO GODOY EL POETA DE LAS COMPAÑÍAS.

se pasea desnudo por las calles donde extravió su nombre y la memoria , como un pastor perdido .

El loco de mi pueblo apela a su conciencia negra como su sombra Sólo le quedan meditación y pánico... ¡ASESINO¡ Le gritan los chiquillos . El sonríe como un pájaro idiota, rechinan sus mandíbulas , EL LOCO DE MI PUEBLO cual tableteo de horror sobre las fosas : El loco de mi pueblo fue veterano en el 73 Oh Dios ¡Caín que hiciste a tus hermanos ¡ Héroe natural de irreales y ficticias batallas; le acechan , demonios de la noche ; transita a la locura , divaga sobre horrores , profita incoherencias , como sacadas de baúl antiguo . El loco de mi pueblo menciona nombres, fechas , lugares y silencios;

_____________________________________________ El poeta Sergio Godoy nació en 1949 en la Estación de Lambert, pueblo legendario al noreste de La Serena. Estudio en la Universidad de Chile hasta el golpe militar. Fue un impulsor de acciones culturales en el sector popular de Las Compañías, donde la poeta Gabriela Mistral editara sus primeros textos. Falleció el año 2008 .Aquí uno de sus poemas más conocidos.


POESÍA DE DANIEL ROJAS PACHAS

(ensoñación de un alto y pierna gorda llena de cicatrices como un mapa del tiempo) Los flexibles líquidos escurren dedos sobre el cemento herido y aquellos pies al viento cercenados acompañan las corneas infantiles “la cacería de nuestros hijos devorando en los pliegues delicados la planicie del fuego” GRIS

Ensoñación Ebrio – Lúgubre (((encanecido de ardor))) Un hilo de miedo quiebra aullando el detritus de tanta curvatura tanta calle macilenta

Voces, cruces, como grandes mundos de madera, con hombres clavados en la espina, en sus extremos lastimados, siguen repitiéndose los ecos moribundos, vagos y allí dentro, en su plenitud, efigie de líquidos, océano de benditos, las páginas completas, flotan dolientes, sufren la verdad y la plaga zambulle cualquier pequeño pasito, desvaída la huella del confesionario celeste, perplejo el viaje, las manos de encapuchados y divanes griegos, suman el regreso a nuestra fuga, donde combinadas las lenguas, retorcidas en choque y bajo la dimensión relacional, convencidas del teorema, apelan al miedo relevante de este campo clásico diseñado para germinar la vida. Vida hunde y eleva el fracaso etéreo. El eje cíclico, eleva y hunde, el fracaso eterno.

coloreando en bruto “extenuada” la pendiente luz _____________________________________________

-La niebla(oculto-verdadero en una tarde perfumada por oasis de ruidos y sales de inocencia) -El humo-

Daniel Rojas (1983) Escritor y Profesor de Literatura, ha publicado los libros de Poesía, Música histórica y Delusión, dirige la revista y Editorial Cinosargo. Prepara para el 2009 un nuevo poemario y un trabajo de investigación por el cual fue beneficiado con el fondo nacional del fomento al libro y la lectura en Chile (Fondart 2008).


Manifiesto nº 1 MANIFIESTO Nº 1 DE POESÍA CATATÓNICA 1.- Catatónico es mirarse al espejo y sonreír hipnotizado por el asombro de unos ojos tímidos que sonríen. 2.- Es quemarse con el aire mientras vuelas en cada poro de tierra que grita un delirio deshonesto. 3.- La hermosura de la rosa sólo es más bella y apreciable al lado de una mierda horrible. 4.- Es dejarse llevar, olvidar quienes somos, abandonarse, ahogarse de versos, emborracharse de poesía. 5.- Un poeta catatónico no necesita de gramáticas, sólo necesita de un fulgurante deseo de crear y ser alguien en la puta vida. 6.- Un poema catatónico surge de la asfixia, y finaliza con la resurrección, sana la cordura y quema la piedad. 7.- Me alimento de arena, jabones y de vanguardias pero decididamente creamos maravillas para todos. 8.- Ser catatónico es no creer en reglas, no hay leyes, no hay una norma, yo soy catatónico, tú eres catatónico, todos somos lo entiende ¡Dios mío! 9.- Yo no miro donde estoy ni siento lo que siento sólo me zambullo, juego y atrapo moscas y cuerpos leprosos. 10.- Sólo detente y escribe, me envuelvo en hermosura, me desgasto en palabras, me doy a conocer, esto es libre, ¡cómo lo amo! 10.- Bajo la poesía, bajo al poeta, najo el lenguaje, vomito y respiro poesía. 11.- Me entrego y ya no soy yo, esto es lo que me domina, no quiero explicaciones sólo quiero crear, sólo quiero vivir en esto escritos.


12.- Nosotros proponemos y poesía del subjetivo, pero del cotidiano (todos soñamos por eso todos escribimos)

24.- El poeta no mira, no siente, no toca, no escucha, sólo ve y mira, observa lo mejor y lo peor y lo transforma en algo verde y que no tiene forma coherente para el insensible.

13.- Esto creado, esto que muestro, esto señores es CATATONISMO. 14.- Nos revolcamos en mierda, contradicciones y absurdeces, la idea es decir la verdad en lo terrible. 15.- Aquí no hay limitaciones, no existe un fin, esto es vida, es creencia, es vida al poeta, es muerte al detente, esto es creer, esto es mi religión. 16.- La poesía no es lucrativa, ni capitalista, ni política ni de ninguna tendencia, el hombre escribe porque esa es nuestra naturaleza. 17.- Aquí no nos vendemos, somos viento sin un norte, somos aves sin un rumbo, libre respiro, me ahogo en sensibilidad, aquí nazco, estoy vivo, te inundo en versos yo aquí me desahogo.

25.- No nos ceguemos a esta luz, invadamos lo prohibido, llenemos cada espacio vacío, aquí la esencia da vida, en este lugar está todo permitido. 26.- Es agarrarse de la ciencia ficción y sus utopías y realizarlas plenamente sin necesidad de verosimilitudes. 53.- Aquí no hay consecuencias ni una tendencia. Es sólo una cuestión de curadera y de decir las cosas como son. 28.- Quien quiere congruencia, para eso están las matemáticas, las letras se adueñan de la vida y del alma, queremos escribir en inmortalizarnos, vivan todos los que se atreven, yo quiero más de tu inspiración.

18.- El problema fue que el humano no se dio cuenta de que además del mundo hay un mundo hermoso digno de textual izar.

29.- Es reír con todos, es llorar con todos, es vomitar con todos, es matar a todos. El poeta pierde su rol de dios, se convierte en el Dios de dioses, en el amo, señor de su verso asqueroso. Cualquier hombre puede escribir catatónicamente, sólo hay que despertar de tanta realidad inútil.

19.- Estoy creando un sin fin de explicaciones, quiero que respires mis suspiros, quiero ser dueño de tus ilusiones, entrégate y no temas, vive este mundo y no te juzgues, sé como quieres yo te acepto.

30.- Con toda confianza hablamos hasta de lo último que nos perturba sin afeitarnos la lengua.

20.- Somos agresivos, enfermos, esquizofrénicos y mal humorados porque el mundo entero lo es.

31.- No hay represión, sólo nos entregamos porque no queremos una clasificación, somos tan decentes como indecentes.

21.- No somos una secta, no somos diferentes, somos cada uno de ustedes crédulos de escritura, vivientes de esperanzas.

32.- La teoría es necesaria para destruirla. El poeta catatónico debe conocerlo todo para hablar de todo, para ser todo y para no involucrarse con nada. Sólo con su verso inútil, sólo con su saliva desgraciadamente fértil.

22.- Para ser catatónico debes irrumpir en las misas vomitar hasta la última gota del alma y decir dos poemas tentativos sin coherencia. 23.- Entrega y vende poemas a una sociedad gratuita, no temamos todos podemos creamos en esto, que sea libre, que sea independiente. Catatónico soy yo, catatónico eres tú.

33.- La idea es que a todos nos maldiga la poesía, sin entenderla nos envolvamos en las palabras y nos reímos en ellas. 34.- No quiero aquí a delincuentes de poesía, ladrones de versos ni plagiadores nerudistas, aquí nace algo nuevo, nace tu alma, naces este cuerpo.


Un Poema de Walter Mondragón

35.- Para ser catatónico es necesario negarse a sí mismo, ser una bestia, una especie en extinción, combinar tu nombre con la nada, llorar con la lluvia de todos los nombres insoportables de poesía y narrativa ligeramente despreciable. 36.- El catatonismo nos es poesía. No es lírica, es narrativa, es dramaturgia, es ensayo, es todo y a la vez nada más que una página en blanco. 37.- El catatónico renuncia a su realidad, renuncia a su verdad, se entrega a su ser, le da alas a su propia verdad a su concepción de mundo y realidad, no hay versos que rimen ni estrofa perfecta sólo una verdad, la suya, la propia. 38.- Un poeta muerto y una calabaza se revolcaron en una madeja de sentimientos. Por eso me alimento de coágulos y mugre, porque me siento libre de pecado y de leyes terrenales.

TIERRA Este lugar es sagrado; aquí yacen los huesos de mi madre. Walter Mondragón 2004, en El libro LA MEMORIA DEL AGUA

39.- En esto me entrego, me suicidio y revivo, en estoy doy lo que soy y lo que no soy por completo.

_____________________________________________

40.- No es renegar contra Dios. Su existencia nos es indiferente, es descubrir que uno es algo y a la vez un punto minúsculo que puede cambiar la gramática anticuada o simplemente hacer sonreír al estúpido hombre que se ríe de cualquier cosa para no pensar que su vida es una existencia aburrida y destinada al fracaso eterno.

Walter Mondragón, Tuluá, Valle del Cauca, Colombia, 1956. Libros publicados: "Crónica de la Tierra Fácil" prosa, 1988. “Luna de Día”, poesía breve, 1992. "La Memoria del Agua", poemas, 2004. "El Valle en el Corazón", prosa, 2006. libros inéditos: "Mínimas Morales" , Apuntes para una axiología. Prosas. "Los Visos en la Arena", poemas. "El Fuego del Olvido", poemas. "La Cusa y otros relatos, prosa.


POESÍA DE MAURICIO CUADROS QUINTANA

Decirles quiero, quiero decirles Que han sido unos robustos y soberanos Asnos de mierda. Sí, tú y tú, y tú también… Montón de pasos predecibles ¿Por qué no se atreven a bailar conmigo Las danzas de la muerte? Mientras los gusanos que salen de mis ojos y mi boca Van susurrando las melodías de mis espejismos: “Vi ayer a Dios fumando de la mala

El viejo loco Y al Arcángel Gabriel con cartera, Ustedes, mal nacidos Y yo grité: ¡Se acaba nuestra era! Hijos muertos de mujeres vivas, Fallecemos, volamos sin un ala. Espectadores eternos del contacto visual. Todo mundo miraba a los cielos; Sí, ustedes, Se apuntaban, se hacían muecas Malditas caras rectas y asoladas Vertiendo sudor y lágrimas secas, Por el orgullo falso de creer ocultar sus atrocidades, sus bestias. Quedaban todos tiesos como hielos. A todos éstos que se pasean por las afueras, << ¿Qué pagano nos engaña?>>, decían Por esa lógica, por esa razón,


<< ¡Es aquél, es aquél! ¡Vamos contra él!>>

Qué inalcanzable finitud habrá tenido

Y todos ellos mi muerte querían.

El rayo de tu mirada,

Yo me entregué con hojas de laurel

Qué derecho oculto descubriste,

Pero su venganza se tragarían

Qué absoluto poder de convertirnos en nuestro propio juez.

Al salir de las sombras, Él y Gabriel.”

Y ahora, que me marcho A probar el mejor vino del mundo Con las monedas que me tiraron, Una última cosa les digo Pequeños y gordos burritos: ¡Sáquense la ropa y amen al viento!

¡Ahora mírenme No miren sólo con los ojos Cómo sobrevivo en su propio mundo! Ni piensen nada más que con la mente, Miren cómo la Estulticia, que es mi diosa y amante, Que el Hombre más afortunado Aguarda siempre por mí Es aquél que lucha consigo mismo. Y en el asfalto frío y negro de estas calles silenciosas Adiós. Nos solemos revolcar, ___________________________________ Mientras ella vierte con sus labios Estudiante de tercer año de licenciatura en Lenguaje y comunicación en la Un dulce y embriagador licor. Ay, Erasmo,

Universidad de Tarapacá. Arica –Chile. Escritor de poesía y narrativa.


POEMAS DE MATILDE GRANADOS

mente, las funciones vitales y esta idea de saber marcar la existencia cada vez que veo el sol. 3 A papá Tu partida dejó en mí la sensación

1

de querer destruir el mundo.

Sé, que a nadie le debe importar mucho lo que me acaba de pasar. Hoy el viento ha estado junto a mí. Ha atravesado mi cuarto por puro placer.

4

He sido suya en mi propia cama, mientras mamá cocinaba y se olvidaba de mi existencia entre los olores de sus guisos que muy bien sabe hacer. Mi amor Grande fue el encuentro. Sus labios pronunciaron una sola palabra. Acarició

camina entre partículas

mi corazón y al poco tiempo volví a despertar. La vida una vez más estaba enfrente. 2 Ahora más que antes te llamo, a ti, mujer de piel mortecina. Decirte que famélica me siento por ti. No mantengas en espera mis manos. Ven, dime que no hay definición para mis ojos desviándose puente al cielo. Bórrame la

de cemento. _____________________________________________ Matilde Granados: Nací en Trujillo, el año 1986. Estudió Lengua y Literatura en la Universidad Católica Santo Toribio de Mogrovejo. Obtuve el segundo puesto en el concurso Lundero (2001) y el primer puesto en los II juegos Florales Javier Heraud a nivel regional. He publicado el poemario Para oír el solfeo exiguo de mi cuerpo. Soy coordinadora de Diantre, arte y cultura.


POEMAS DE MARIANO SHIFMAN

MATERIAL DE INTERIORES Lo has visto o lo verás, la guarda del decorado desprendiéndose en tibio silencio desde ambas márgenes. Uno u otro hábito cubrirá el lento curso hacia la serena rendición de sus formas. Es la zona más débil de la materia replegándose sobre nuestros días por venir. Ya todos sus colores carecen de motivos pero ella, la guarda, nuestra guarda aún no abandona la muda empresa de seguir estando allí. Es don de ojos vírgenes no advertirlo: la tregua estampada en estas cuatro paredes -el endeble papel de aplazar caídassostienen nuestro oscuro equilibrio, la secreta alquimia de seguir estando aquí.

EN ESTA PLAZA Y aquí me cuento entre infinitos modos de no ser yo: otra caída de sol puliendo rostros contra la tarde agonizante, pasos sin culpa sobre la grava reseca, los ciegos dientes de un perro mordiendo al mundo en medio del hueso... _____________________________________________ Algo sigue royendo los restos de una falsa promesa por encima del vuelo de las palomas.

Nacido en Buenos Aires en 1969, publicó el libro "Punto Rojo" (Primer Premio XI Certamen de Poesía, Editorial de los Cuatro Vientos, Buenos Aires, 2005). Poemas de ese libro, y otros posteriores han sido publicados en diversas revistas.


UN POEMA DE MARIETTA MORALES RODRÍGUEZ, DE POEMAS A CHILE: LAS CARAVANAS DE LA CALLE DE SANTIAGO

Las luces de león de los cines, en el sabor del polvo blanco en el baño. Emulando a la hija vertiginosa, que lanza bocanadas de angustia, en la elegancia decadente de un palacete de la vida alegre, huyendo de los paparazzi, los malditos engendros de Fellini. Observaron a los perros famélicos que comen la sobra mezquina de un banquete sibarita de un duque, en el brillo de las calles de Santiago, en las piedras de las caminatas. Los semáforos cambian una pincelada fatua, de un pintor renacentista,

Deambulo por las calles de fuego, como el ave muerta que cae, en las fontanas de las monedas, de esos viajeros que regresan de una elegía .

en los bailes de los espárragos. Las esquinas de las calles de Santiago, como polos achatados del aliento de un rinoceronte.


POEMAS DE IAN WELDEN: CERROS Y CERRAS

Tu sabes quizás, que aquí en Dinamarca no hay cerros ni montañas. A lo más, colinitas ingenuas e inocentes. La última vez que estuve en Chile, sus cerros me impresionaron el alma. Como si fueran seres vivos y autónomos.

Es el puente del malabarista travieso. Un torrente del cántaro de vino, Cerra mijita rica cae la noche sobre las calles de Santiago, como un rinoceronte alado

Cruzando Calle Bandera me topé con una cerra maravillosa. Ojos llenos de estrellas solitarias y su loma suave como la redondéz de la luna.

sobre las avenidas resbaladizas, en la gigantografía de la belleza . _____________________________________________ Poeta chilena (Antofagasta, 1973). Diplomada en gestión cultural por la Universidad de Los Lagos. Ha publicado el poemario Cartas abiertas a Serguei (2000) y fue favorecida por la Beca de Creación Literaria mención Poesía el Consejo Nacional del Libro y la Lectura (2001). Textos suyos han sido publicados en diversas antologías

Era una cerra diosa del Diciocho de Septiembre, dedales de oro en su follaje verde y bordados de yuyos en sus faldeos. Cerra mijita rica! le grité tomándola de un brazo acompañándola Calle Bandera arriba donde me abrió su puerta. Tras esa puerta iniciamos sin preámbulos el ritual de la cerra y el escalador. Trepando, enterrando mi cara en su sima lamiendo, horadando y gimiendo.


POESÍA DE TERESA ITURRIAGA OSA

Cerro maricón Pequeño y alegre cuan solcito recién lavado voy dando saltitos calle abajo para juntarme con mi mamá Bolsillos llenos de preguntas y en mis manos una fé incondicional en la vida. A la vuelta de la esquina y de un zarpaso magistral, un cerro negro como un gato me hizo despertar

Cerro en mi espalda Un cerro se me acerca y se encarama de un salto en mi espalda. Ahora ando contento por ahí, jorobado. cruzando tajamares fantasmas reflejándome en las vitrinas nocturnas de La Alameda orgulloso.

_____________________________________________

Sí Sí, lo reconozco: soy una pesada preguntando, llamando, insistiendo ante la puerta virtual... ¿Cómo estás?,

IAN WELDEN: Nació en Santiago de Chile en 1948. Estudió Comunicación de masas y gráfica en la Universidad Técnica del Estado. También estudio cine en la Escuela de Cine de la Universidad Técnica de Santiago. En 1974 viajó a Barcelona donde, aparte de escribir toneladas de poemas y cuentos que jamás publicó, trabajó como interprete y radiooperador a bordo de un barco que buscaba petróleo a 15 millas de la costa de Barcelona. En 1975 viajó a Dinamarca donde clavó su bandera chilena para siempre. Aquí trabajó en los campamentos para refugiados de la Cruz Roja, donde, entre muchas otras tareas, coleccionó poemas y relatos de refugiados de casi todos los rincones del mundo.

¿y tu salud?, ¿tu ánimo?, ¿cómo van tus proyectos?... En fin, perdona mi falta de tacto, pero no es curiosidad, tampoco impertinencia, compréndelo.


Sucede que a veces me cuesta

Gracias.

caminar en esta soledad,

Sí, hay cruces energéticos,

sentir la música callada,

azares que se empeñan en negar

y por eso mi alma envía regalos, humildes textos

los sesudos de la lógica,

que no dejan de ser eso mismo,

y aunque eviten la observancia de los números,

humildes textos, poco más.

están escritos, sellados para siempre.

Echo la vista atrás,

Esa física y química perfecciona el puente,

recuerdo cuando estudiaba geometría

cábala entre la tierra necesaria y la imaginación.

para sobrellevar mi dualidad,

Prosa poética.

y me suspendieron las prácticas.

De manera que a veces necesito tus palabras

En aquellas regatas no había cauces

y disculpa si los recuerdos

para aliviar mi hiperestesia

me impiden ver el bosque.

-mística, sensual, oriental,

Aprovecharé estas semanas para volver a mi infancia

llámese como se quiera.

y recobrar sensaciones,

Pero llegó el día en que tú y yo nos cruzamos

ahora voy a desaparecer del mapa conocido,

-conste que me acerqué a ti con un despiste descomunal,

feliz cumpleaños,

no te creas nada de eso

príncipe pescador.

que algunos llaman casualidad y pasan página-, y tú me saludaste con un gesto inolvidable... En ese instante, me diste un nombre que aún conservo.

_______________________________________ Teresa Iturriaga Osa, nace en Palma de Mallorca y desde 1985 reside en Gran Canaria. Es Doctora en Traducción e Interpretación por la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria y su investigación académica se centra en la traducción de la literatura, la publicidad turística y el periodismo de viaje.


EL DISCURSO DEL ÁGUILA: POESÍA DE IGNACIO CARDENAL

I El día en que por fin el rostro viera De Tonatiuh el de brillante tiara Y el mismo en que Tonantzin, madre tierra, Entre sus tiernos brazos me arrullara, Hablaron mis ancestros, mis abuelos, Mis padres escucharon sus sentencias. Felices estuvieron, pues cien vuelos Auguráronme todas las sapiencias. En el nido cantaron mi pasado, De grandes personajes fue compuesto Dijéronme que yo estaba marcado Por reinos que arrasaron con el nuestro; Mas verdad era que en mi ser tenía Las fuerzas de otras grandes realidades, Y así, con persistencia yo sería Un águila de humanos y deidades. Creí por mucho tiempo tales cosas Tratando de vencer el negro manto De aquel que con su espejo y sus lujosas Pieles a los guerreros causa espanto.

II Vestido de jaguar él me asfixiaba Por más que yo peleara, me vencía. Rogué, pues, con firmeza, con valía Al viento caprichoso que soplaba Doquiera que mis alas extendiese Buscando antes que nada ser más fuerte A fin de concretar mi buena suerte Que el mundo, de seguro, ni entendiese. El hálito de estrella vespertina Lanzóme a las montañas de las sierpes, Ahí con dura garra ante la muerte, El vil fracaso en ruta mortecina, Luché contra el señor ya desollado. Luché sin comprender que sus serpientes Buscaban con la astucia de sus mentes Dejarme totalmente desplumado, Y no por ser en sí cuestión absurda Surgida del señor cual rara idea Sino por ser el fin el que recrea Esencia nueva de la que antes burda.


III Mas siendo que estos planes ignorara Debí de resignarme a mi destierro. Quise angustiado, celebrar mi entierro, Que en el nido mi vida se olvidara. De Xolot en los reinos vagabundo Erré sin dirección y sin sentido Moría el sol, me daba por vencido ¡Mis alas no servían en el mundo! Quitarme cada pluma me aterraba La idea de morir mi alma roía Y no fue hasta cruzar con una arpía Que perdí todo lo que más amaba. Desplumado, herido, solitario, La lluvia se cernió sobre mi carne Volver al gran camino era muy tarde Me había derrotado mi adversario, Aquel de las brillantes profecías El mismo que al Quetzal reverenciaba Aquel que entre las nubes anhelaba Alzar el vuelo por extensos días. IV Lloré como los cielos invernales, Lloré copiosamente sin mirarme: Las plumas empezaban a brotarme Brotaban con licores celestiales. Cumplí de tal manera los mandatos Que el Dios omnipresente hubo trazado Mas no comprendo aún ser desollado En aras de enmendar mis arrebatos. Quizá será mejor no hallar la causa Sino localizar el objetivo La meta por la cual me encuentro vivo Que busco sin parar, sin darme pausa. Unido con el áspid yo descubro Alturas otras que quizás alcance, Buscándolas tendré justo balance En el futuro que por hoy vislumbro: Me veo entre las nubes relatando

La historia de mi esencia, mi natura Llamada por la gran literatura A ser feliz palabras hilvanando.

V No niego que los cielos son nublados Ni niego que me falten muchos años Mas es preciso superar los daños Si quiero ver mis sueños realizados. El quinto sol me causa incertidumbre, También las advertencias del anciano Triste sería que mi obrar profano Trajérame no más que pesadumbre, Pues hoy en estos días solo impera Cortarle al pensamiento la soltura, Dejar a la mitad su envergadura Y hacerlo presa de la hambruna fiera. Voy a luchar por físico sustento, Igual que por nutrir mi mente y alma No importa si al volar pierda la calma: Vendrá a socorrerme el dios del viento. Y viéndome enfrentar el nuevo día Sabre que soy el águila por siempre Fundida con mi espíritu de sierpe Dispuesta a concretar mi profecía. ___________________________________________ Ignacio Cardenal nació el 4 de julio de 1988 en San Salvador, El Salvador. Realizó sus estudios de educación media en el Liceo Salvadoreño y actualmente pertenece al taller literario Dos Mundos formado al interior de la Universidad Nacional de su país.


POEMAS DE GUSTAVO TISOCCO

Certeza A los desaparecidos.

Tengo la certeza A sus madres.

de que mi abuelo Pedro se quedó dormido Ellos parieron a sus madres y estas llevan sus fotos mostrando al mundo

y me lo robaron barcos piratas. Sabido es que estos bárbaros

que no hay naufragios.

aglutinan fortunas, Ellos, los ausentes, denuncian con sus gritos la poca memoria de los que salvándose se quedaron en la barca. Sus madres también gritan y descubren que en el fondo del mar florecen jardines.

trofeos, tesoros… ___________________________________________ Gustavo Tisocco nació en Mocoretá –Corrientes-. Tiene publicados cuatro libros "Sutil", "Entre soles y sombras", "Paisaje de adentro" y “Desde todos los costados” y tres CD "Huellas", “Intersecciones” y “Corazón de níspero”, además de diversas antologías gratuitas en diversas partes del mundo como Argentina, España, Chile, México, Colombia y Perú. Recibió varios premios donde se destacan PRIMER PREMIO DEL CONGRESO DE MÉDICOS ESCRITORES en el año 2004 y 2006 respectivamente, PREMIO REVELACIÓN A LA CALIDAD LITERARIA en el encuentro “Buenos Aires Poesía-Reunión de voces”


POEMAS DE LUIS PARDO

Revólver

Together Recién me perdí esta mañana entre alfileres, papeles, la indigestión metafísica de los veinte. Estoy. Me ajusto. Herética autonegación para poder ser un mueble más en tu sala que bebe cerveza y bufa refugiado entre tus tenazas, el horno, el seguro, los perros, la camioneta nueva, el w.c. de porcelana y tus bragas colgadas, para presumir a los otros nuestra mexican mid-rotten-class way of life que nunca alcanza la zanahoria y "ser" felices; hasta que de tanto reír se nos tatúe la sonrisa y el corazón se nos vuelva excremento.

Para mí que tú buscas a las mujeres peligrosas. Es más: yo creo que te excitan -decía, paseando su índice entre los rizos del pubis y el camel -húmedoencendido en sus labios La giré y entré tan profundo como podía mientras le tomaba el vientre como se acaricia la panza de una pistola antes de ganar la ruleta o perder la apuesta. Te llamo el martes; dijo al ponerse el sostén quitar las cortinas y hacerse de luz. No pude abrir los ojos hasta que cruzó la calle y me encendí un cigarro maldiciendo a mi buena suerte. ___________________________________________ Luis Pardo. Un gato cualquiera, cercano a los treinta y que dice escribir poesía y algo de narrativa. Dejó atrás las pretensiones curriculares, por lo que prefiere no hablar mucho de su formación, si es que la tuvo. No tiene reconocimientos ni ha ganado premios pero sí algunas publicaciones.


www.cinosargo.cl.kz (…) bajo cielos de cemento en un paisaje abstracto de palos secos estatuas dobladas alas de murciélagos y picos horcas resbalosas cadáveres y gallos carnívoros y todos los rugientes monstruos finales de la “imaginación del desastre” son tan sangrientamente reales es como si todavía existieran realmente y existen sólo el paisaje ha cambiado (…) Ferlinghetti – Un Coney Island de la mente.

Primera edición de poesía de Revista Cinosargo  

Edición especial de diciembre del 2008 de Revista Cinosargo

Primera edición de poesía de Revista Cinosargo  

Edición especial de diciembre del 2008 de Revista Cinosargo

Advertisement