Issuu on Google+


Mi padre es un poco mas católico que mi mama , el me invitaba alas eucaristías de Semana Santa y el me iba explicando que pasaba cada día. Cada historia que me contaba de Jesús me iba gustando y también animando.


Un día tome la de decisión de estudiar en un colegio de religiosas, estaba tan animada que no se pudo solo por dos pequeños motivos la primera que la pensión era un poco elevada ala que mis padre ganaban y la segunda un poco mas triste que tenia que decirle chao al sueño y saben porque mis madres no querían alas religiosas. Yo le pregunte porque fue hay.

Done me entere que mi mami había estudiado con religiosa pues no se la llevaban muy bien respete la opinión de mi mama. Pero Nancy no se dio por vencida y busco un colegio donde tenia un convenio con las religiosas de villa asunción en Bucaramanga.


Entonces les dije a mis padres quiero estudiar en ese colegio, pues tan querido ellos escucharon mi clamor y en un par de semanas que de matriculada y cada 15 días iba a convivencias al monasterio. Cada momento que estaba allí lo disfrutaba con alegría inmensa.

Después fui creciendo pero el gusto seguía allí. Pero me toco que esconderlo porque tuve nuevos compañeros en el colegio y en el barrio, y a ellos le gustaba otras cosas, trate de dejar esa idea atrás y coger otro porvenir pues no era tan malo, era conocer y probar nuevos horizontes y aventuras.


Como trabajar, viajar y disfrutar. Hasta que un día me puse aprensar que paso con ese sueño que tenia ¿Dónde quedo? Por varias veces me preguntaba y no encontraba respuestas claras y concretas hasta que en el 2009 llego la repuesta acompañada con una decisión. No se imagina como le tenia miedo alas decisiones pero afortunadamente soy muy guerra me prepare y por su puesto que a mi familia también.


Y les comunique la inquietud que había tomado en ese momento, los nervios era más grande que yo. En ese momento esperaba reacciones de mi familia estaba dispuesta a escuchar como Nancy estas loca si durmió bien y otras por el estilo la noticia los dejo en coma no decían nada.



MI VIDA VOCACIONAL