Issuu on Google+

Septiembre - Octubre 2012 Año 1. Edición 5.

Familias de Éxito

Conozca a las familias irradiadas en Tacuba que ven en el PAF el impulso que les hacía falta para salir de la pobreza PÁGINA 6

Familias Irradiadas:

Ejemplo para un futuro mejor

Asistencia Técnica Conozca las ventajas del control biológico para combatir a las plagas en los cultivos agrícolas.

PÁGINA 10

PÁGINA 4 Nutrición:

Conozca las bondades de la Rosa de Jamaica y la importancia de su consumo en la dieta familiar..

PÁGINA 14


Familias Irradiadas: ejemplo de superación y solidaridad. Adoptar un nuevo pensamiento para hacer más productivas nuestras parcelas, mejorar los espacios domésticos, y combatir la desnutrición y la inseguridad alimentaria no es tarea fácil, pero cuando se cuenta con personas tan decididas, responsables y perseverantes como las que integran las Familias Irradiadas, todo se vuelve menos complicado. Cada una de estas personas recibe de primera mano todo el conocimiento y la experiencia de las Familias Demostradoras, y estas a su vez comparten lo aprendido con los grupos familiares de sus comunidades. Son todo un ejemplo de superación. Gracias a estos productores y productoras tan optimistas, es posible realizar un cambio significativo para sus familias. Y es que la agricultura familiar puede mejorar en El Salvador, un país donde la mezcla entre asistencia técnica, trabajo en equipo y mucha perseverancia, se hace necesaria para hacer de nuestros campos lo que todos queremos. Ya sea en los Talleres Hogareños, las Escuelas de Campo o en las actividades grupales, es evidente el interés y la sed de conocimiento que estas familias tienen, pero sobre todo las ganas de regresar a sus hogares y poner en práctica lo aprendido. En cuatro meses, sólo en Tacuba, Ahuachapán, la implementación de los Talleres Hogareños ha contribuido a que más de 20 niños y niñas que estaban en condición de desnutrición pudieran mejorar su estado nutricional. Fue el trabajo coordinado entre los padres y madres de familia, personal técnico de las agencias de extensión del CENTA, FAO y de los promotores del Ministerio de Salud, el responsable por este logro. Sé que en otras partes del país donde se implementa el Plan de Agricultura Familiar (PAF), los resultados son igual de satisfactorios, no sólo en la parte de la nutrición, sino también en las mejoras de las condiciones de salud y producción. Hoy, como nunca antes, la tierra produce de forma diversificada, las familias campesinas aprenden y trasladan estos conocimientos a sus iguales, los productores y productoras cuentan con una asistencia técnica de calidad y cercana, condiciones que sumadas al arduo trabajo que realizan diariamente, llevarán al campo por el camino adecuado.

Las Familias Irradiadas están convencidas, que vivir de la tierra es posible, hoy sólo hace falta que crean en su propio esfuerzo, en las metas trazadas y en la asistencia técnica de quienes luchamos por ejecutar el PAF todos los días, pero sobre todo, que estén conscientes que solo a través de la responsabilidad, el esmero, la solidaridad y la perseverancia es como se pueden sentar las bases de un mejor futuro, el que todos y todas nos merecemos.

Ing. Ricardo Salinas Supervisor Región Occidental CENTA

2


06

Familias de Éxito.

Conozca a los productores y productoras que en el Oriente y Occidente del país han apostado por la agricultura familiar para mejorar sus condiciones de vida.

Cosecha del Cambio es una publicación del Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal “Enrique Álvarez Córdova” (CENTA), institución autónoma adscrita al Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG). Autoridades: Lic. Pablo Alcides Ochoa Ministro de Agricultura y Ganadería Lic. Hugo Alexánder Flores Hidalgo Viceministro de Agricultura y Ganadería, y Presidente Junta Directiva del CENTA Ing. Alirio Edmundo Mendoza Martínez Director Ejecutivo del CENTA

10

Comité editor:

Asistencia técnica.

Recomendaciones para prevenir daños en los cultivos de sorgo y para el adecuado almacenamiento del maíz, frijol y sorgo.

Editor Jefe: Lic. Marlon Mauricio Sorto Flores Co editora: Lic. Berta Nely Menjivar Periodistas División de Comunicaciones CENTA: Lic. Roxana Ortiz Lic. Karina Matute Fotografías: Eduardo Funes Marlon Sorto Fernando Burgos Internet Diseño y Edición: División de Comunicaciones CENTA Asesoramiento técnico: Dr. Mario Parada Jaco Gerente de Investigación del CENTA

15 Noticias

Conozca las nuevas variedades de frijol rojo que fueron desarrolladas entre grupos de productores nacionales y personal técnico del CENTA.

Ing. Miguel Ángel Martínez Gerente de Transferencia del CENTA Ing. Carlos Mata Inspector del Área de Inocuidad de Alimentos de la Dirección General de Sanidad Vegetal (DGSV) del MAG _______________________________________________

Se permite la reproducción total o parcial de los contenidos e imágenes presentados en esta revista, siempre y cuando se otorguen los créditos de los autores y se cite a Cosecha del Cambio como fuente.

3


La Cosecha

Experiencia familiar

Las FI aprenden a integrar de mejor forma las labores productivas y domésticas, a través de la experiencia de las FD y del personal técnico del CENTA, se logra una atención integral que busca garantizar la seguridad alimentaria y nutricional de esta población.

Familias Irradiadas en la agricultura familiar Perseverancia, responsabilidad y convicción son parte de los requisitos que deben reunir estas familias agricultoras, las cuales ponen en práctica las experiencias y enseñanzas de las Familias Demostradoras y del personal técnico extensionista. Roxana Ortiz / Periodista Beneficiar a más de 74 mil familias productoras es una de las metas que persigue el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), a través del Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria “Enrique Álvarez Córdova” (CENTA) de cara al año 2014, con el Plan de Agricultura Familiar (PAF), y específicamente en su Programa PAF Seguridad Alimentaria. Miguel Ángel Martínez, Gerente de Transferencia, menciona que el proceso de extensión fue implementado a partir del 2010 y atiende a 2,672 Familias Demostradoras (FD) y 48,096 Familias Irradiadas

(FI) a nivel nacional, quienes se capacitan a través de las Escuelas de Campo (ECA) y actividades grupales. “Tenemos en la región Occidental 14,976 familias irradiadas; en la Central, 6,048; Paracentral, 8,352; y en Oriente 18,720 familias que participan dentro del PAF-Seguridad Alimentaria, que son atendidas por CENTA”, indicó Martínez. Tanto las FD como las FI comparten características comunes: ambas deben ser de subsistencia, debe reconocerse un liderazgo en sus lugares de origen, mostrar voluntad e interés en asistir a reuniones, aptitud de transferir conocimientos a otros productores y productoras. En este punto es donde la metodología separa a las primeras de las irradiadas. Quienes formarán parte de las FD son capacitadas para que puedan transferir conocimientos y experiencias a sus vecinos, con el acompañamiento técnico del CENTA. En el caso de las FI, estas son las que asisten a las Escuelas de Campo y otras actividades grupales, para aprender y posteriormente poner en práctica lo ob-

4


sy ico se-

servado. La metodología implementada en este Programa involucra a la pareja o al representante del núcleo familiar para acceder a incentivos, capacitaciones o cualquier otra actividad que varía según sea FD o FI. Metodología exitosa David Arnoldo Lima Cruz de 28 años de edad, agricultor irradiado del cantón Valle La Puerta, caserío Los Cerritos, municipio de Tacuba, Ahuachapán, es todo un ejemplo de que el proceso de formación de las FI, implementado en el PAF – Seguridad Alimentaria, funciona. El productor dice que gracias a su padre, Ovidio Orlando Lima de 67 años, él trabaja en la agricultura y ha recibido capacitaciones por parte de la FD de la zona, la cual brinda la experiencia necesaria para que las familias irradiadas conozcan nuevas técnicas de producción y también sean asistidos por el CENTA a través de sus extensionistas. Este agricultor ha recibido incentivos como: plantas, semillas de hortalizas, herramientas de trabajo, y maíz H- 59, entre otros, que le han servido para cultivar su manzana de tierra. En estas actividades agrícolas se involucra su madre, sus 2 hermanas y 3 hermanos, uno de ellos es un agricultor que ejerce como FD del caserío San Francisco, del mismo municipio. Además, con recursos propios e iniciativa logró establecer pequeños módulos de aves y de conejos.

atención llega a 304 familias por cada técnico extensionista; así es como funciona la multiplicación de técnicas agrícolas dentro del PAFSeguridad Alimentaria.

FD

Familias Demostradoras Son las responsables de transferir las tecnologías y conocimientos a las FI sobre producción, mejoras de los espacios domésticos y aspectos de nutrición, entre otros, todo con el acompañamiento técnico del CENTA. Cada FD atiende a un máximo de 18 FI.

FI

Familias Irradiadas

Retoman de las FD los conocimientos que estas han obtenido del CENTA y junto al personal técnico extensionista llevan a la práctica en sus comunidades todo lo aprendido. Al mismo tiempo, las FI transfieren estas experiencias a más productores y productoras en sus comunidades.

Como la familia Lima Cruz, quienes integran las FI deben cumplir con requisitos que implican un cambio de pensamiento en sus formas de producción y estilos de vida, ya que a través de actividades grupales como los Talleres Hogareños, se trasladan conocimientos para el mejoramiento de los espacios domésticos, salud y nutrición. Tacuba y las FI Los cantones Loma Larga, El Rosario, El Chagüite, La Pandeadura, El Níspero, El Sincuyo, Valle La Puerta, Rodeo I y II, San Rafael, El Jícaro, Agua Fría y Loma Larga son atendidos por la Agencia de Tacuba. Según el jefe de la Agencia de Extensión de Tacuba son 152 familias demostradoras y 2,071 irradiadas a quienes se les han entregado estufas ahorradoras, biofiltros, semilla de hortalizas, huertos, bombas de mochila, herramientas de trabajo, entre otros incentivos. “Como agencia hemos logrado que se integre la familia para la producción de cultivo, diversifiquen y adopten técnicas”, explica el responsable. Actualmente, la Agencia de Tacuba cuenta con 10 técnicos y cada uno de ellos atiende a 16 Familias Demostradoras (FD), como es el caso de los extensionistas Silvia Lorena Mendoza y Ernesto Trujillo, quienes han brindado sus conocimientos en las Escuelas de Campo de los cantones El Níspero y Valle La Puerta. Además, cada FD tiene el compromiso de difundir todos los conocimientos agrícolas a un máximo de 18 familias irradiadas. De esta manera, la cobertura de

Caso ejemplar

La experiencia de Tacuba en el Occidente del país es una de las pruebas tangibles que la metodología de FD y FI funciona en la práctica.

5


Familias de Éxito

“No hay nada mejor en la vida que

una familia unida”

Roxana Ortiz / Periodista Así es la familia de Tomasa Esteban Hernández de 49 años de edad, jefa de hogar, quien reside en cantón el Níspero, caserío Las Pozas, municipio de Tacuba. Su familia está integrada por 4 hijos, 3 hijas (con edades que van desde 12 a 28 años) y también alberga a su nieta de un año y meses. La productora cuenta que su vida cambió por completo con la muerte de su esposo hace año y medio, él se dedicaba a las labores agrícolas, ella al cuido de los hijos y al oficio de la casa. Sin embargo, al enviudar, empezó a “rebuscarse” para sacar adelante a su familia, por lo que se vio en la necesidad de aprender a cultivar la tierra. Al ver su aflictiva situación, Faustino Aquino, beneficiario del Plan de Agricultura Familiar (PAF), Programa PAF - Seguridad Alimentaria, como miembro de una Familia Demostradora (FD), la invitó a participar en las reuniones que realizan los técnicos del CENTA, en relación con el cultivo de hortalizas. Además, cuenta Tomasa, que los hijos la animaban y le decían: “mamá entusiasmate”, es así que se armó de valor y asistió a su primera reunión junto con su hijo Marcos de 17 años. A partir de ese momento, madre e hijo, se “entusiasmaron” e iniciaron una nueva experiencia con las hortalizas, que les ha permitido mejorar su condición familiar, ya que cuenta con cultivos para su consumo y comercialización del remanente. Los primeros resultados de Tomasa fueron palpables este 2012, pues cosechó tomates, pepinos y chiles dulces; estos últimos fueron

comercializados en el cantón Sincuyo. La razón de venderlos fuera de su comunidad se debió a “que los chiles eran demasiado grandes y no tenía cuenta comercializarlos en el lugar”, según le sugirió Faustino Aquino. Añade: “en un principio me daba pena ir a vender porque no tenía experiencia, pero gracias a Dios logré vender $300 dólares”. Esta productora ha logrado en corto plazo ser reconocida como una de las productoras más emprendedoras del cantón. Luis Ernesto Trujillo Rodríguez, extensionista de la Agencia del CENTA en Tacuba, aseguró que Tomasa es un ejemplo de las 76 familias irradiadas que pertenecen al cantón. Ella ha participado en 22 sesiones junto con su hijo, tiempo durante el cual han adquirido conocimientos sobre prácticas de hortalizas (tomate, chile dulce, pepino y ejote). “Ahora ella es jefa de hogar, beneficiaria del PAF, productora que ha recibido árboles frutales, sistema de riego, cocina ahorradora de leña y semilla de hortalizas, y ha demostrado muchas ganas de trabajar en coordinación con su familia”, dijo Trujillo. A raíz del esfuerzo mostrado y el buen aprovechamiento de los incentivos agrícolas con los que ha sido beneficiada, los cuales los ha aprovechado al máximo para diversificar su pequeña parcela con hortalizas, cultivos de plantas aromáticas y crianza de aves, Tomasa estaría recibiendo por parte del CENTA y FAO un filtro purificador de agua y la instalación de tuberías de conducción de agua para riego. “Todas estas iniciativas y deseo de superación de Tomasa, han motivado a la Agencia de Tacuba a graduarla próximamente como la ´hortalicera´ de su cantón”, expresa Trujillo.

6


“Lo importantes es que uno tenga el deseo y el coraje

de querer hacer las cosas” Marlon Sorto / Periodista

Camina con dificultad, pero sin titubeos. Aunque no conoce lo que es movilizarse sin tener que apoyarse en su brazo derecho, Santos Pablo Chicas sopesa su discapacidad con mucho optimismo y esfuerzo, “este problema no me afecta, yo le entro al trabajo que sea, no me aflijo a nada. No me limita” son sus palabras exactas. Este joven productor es parte de una Familia Irradiada, él junto a su esposa y su hijo residen en el caserío Los Mendoza, cantón La Cuchilla, Delicias de Concepción, Morazán, y se han decidido por combatir la pobreza a través de la agricultura. En su huerto familiar producen pepino, chile, pipián y hasta frijol ejote. Santos participa en la Escuela de Campo local, la cual es impartida por personal técnico de la Agencia del CENTA en Osicala, en el marco del Plan de Agricultura Familiar (PAF), Programa PAF – Seguridad Alimentaria, él explica que “lo ventajoso es que uno agarra más conocimientos con los preparativos que se le puede echar a la planta. Uno a veces desconoce qué se les puede echar cuando uno las ve dañaditas, y hoy con la ayuda de los agrónomos, uno ya se comunica con ellos y puede preguntar qué cosas le puede aplicar a las plantas”. El productor cree también que participar en el Programa ha abierto la posibilidad al progreso de las familias campesinas de la zona,porque “ya poniendo en práctica el trabajito del campo es algo importante porque ya de ahí es que si uno quiere algún pepinito ya lo cosecha,

quiere un par de chilitos, ya uno los cosecha, un pipián usted ya no lo va a comprar al mercado, sólo lo tiene ahí para poderlo agarrar”. Y es que participar en el PAF – Seguridad Alimentaria dice que ha sido provechoso, no solo en la parte productiva, sino en las mejoras de su vida doméstica. Ahora, Santos ayuda en los quehaceres del hogar, al mismo tiempo que su esposa se ha incorporado a las labores de la parcela. “Ahora ya no solo se puede echar la carga al hombre”, dice. Al mismo tiempo, cree que esta iniciativa puede ser la respuesta que por años esperaron para hacer más productivas sus tierras y salir así de la pobreza: “mucha gente dice que esto es una pérdida de tiempo, pero la verdad de las cosas eso no es así, lo importante es que uno tenga el deseo y el coraje de querer hacer las cosas para el bien de uno”, explica. Ahora la familia de Santos y la de su padre, quien comparte el mismo nombre y es parte de una Familia Demostradora de la zona, piensan en obtener buenas producciones que les permitan superar el autoconsumo y dejar una cantidad para su venta. “Compartiendo es como se logran las cosas, no uno solo”, es como Santos Chicas padre define el trabajo que realiza con más de 15 Familias Irradiadas de la zona, las cuales se benefician de su experiencia y del acompañamiento técnico del CENTA, uno que servirá para que personas ejemplares como Santos Pablo Chicas salgan de la pobreza, puesto que si han superado las barreras de las limitaciones físicas, dicen que las que quedan no serán problema.

7


“Nunca cambiaría el cultivo de hortalizas por otro, ya que en pocos meses

puedo ver la inversión” Karina Matute / Periodista Con su sombrero gastado y la camisa sudada por el trabajo, Cristóbal Antonio Juárez, quien es parte de una Familia Demostradora (FD), cuenta cómo ha sido la coordinación del trabajo con los técnicos del Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal “Enrique Álvarez Córdova” (CENTA), y cómo ha mejorado su producción con la práctica de nuevas técnicas agrícolas. “Mi padrastro me enseñó a sembrar hortalizas, yo me acuerdo cuando nos levantábamos temprano a trabajar en la tierra y de la forma como él me enseñó, así lo seguía haciendo, hasta que un día me visitó el Técnico del CENTA y me explicó que con el Plan de Agricultura Familiar (PAF), se estaban extendiendo y asistiendo a los productores; así fue como mi familia y yo empezamos a trabajar y practicar tecnologías”. Ahora el productor explica que “nunca cambiaría el cultivo de hortalizas por otro, ya que en pocos meses puedo ver la inversión y obtener beneficios económicos para mi familia”. Cristóbal, quien reside en el caserío Las Arcas, cantón Santa Cruz en Santiago de La Frontera también dice que “yo hago mis almácigos de tomate en el plantinero que me donaron los técnicos, mi experiencia con este cultivo ha sido muy buena porque hemos sobrevivido y antes trabajábamos de diferente forma, pero luego con las visitas de los técnicos, nos enseñaron a sembrar las semillas en bandejas, a usar microtúneles, tutoreo en los cultivos, etc. y haciéndolo así se produce más”.

“He sembrado tomate, chile, cebolla, pepino; pero ahora solo estoy sembrando cebolla de variedad nube, tomate y chile, porque siento que esas son más fáciles de atender y me abunda más, explicó. Como Familia Demostradora he sido beneficiado con una cocina ahorradora de leña, filtro purificador de agua, módulo de aves, sistema de riego”, agrega. Este caso es atendido bajo el Programa PAF-Seguridad Alimentaria del Plan de Agricultura Familiar, que ejecuta el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), a través de los técnicos extensionistas de la Agencia del CENTA en Candelaria de la Frontera. Gracias a estos, Cristóbal no duda al afirmar que “yo he visto la mejoría que hemos tenido con la ayuda y las ideas que nos han dado los técnicos, la producción ha sido mejor, igual que las ganancias; porque he tenido una producción de 150 cajas de tomate por tarea y antes apenas producía 60 ó 70 cajas; así que nosotros nos sentimos felices, satisfechos con las asesorías y confiados en intentar otras ideas que ellos nos traigan”. “Lo primero que tiene que hacer un productor para iniciar un proyecto agrícola, es saber cómo hacerlo o pedir asesoría, tener el entusiasmo y un apoyo de herramientas como las que hemos recibido nosotros; porque solos no lo haríamos posible. El inicio cuesta, es difícil porque no se tienen varias cosas necesarias para plantar una parcela, pero como dije, con mucho esfuerzo, el apoyo del CENTA y la bendición de Dios todo es posible”, finalizó Juárez. Cristóbal Antonio Juárez es el representante de una de las 912 familias que asiste el personal técnico de la Agencia CENTA en Candelaria de La Frontera, sólo en el programa PAF-Seguridad Alimentaria, bajo la metodología de las Familias Demostradoras.

8


“Yo les digo que sigan luchando, porque después

se van a ver los frutos” Marlon Sorto / Periodista Flor Vásquez es una joven ama de casa que ha apostado por buscar un mejor futuro para su familia a través de la agricultura. A sus 32 años, Flor, su esposo y sus dos hijos, conforman una Familia Irradiada del caserío los Majanitos, cantón El Volcán, en Delicias de Concepción, Morazán, y son atendidos por el personal técnico de la Agencia del CENTA en Osicala, en el Plan de Agricultura Familiar (PAF) , Programa PAF – Seguridad Alimentaria. La productora explica que siempre ha tenido interés por la agricultura, de hecho dice que “antes yo sembraba jardines pero siempre quería sembrar cultivos, por ejemplo pepino”. De igual forma comenta que experiencias pasadas con las hortalizas, al igual que el acompañamiento técnico han sido claves para que su familia decidiera apostar por un cambio en su forma de vida: “una vez sembramos una mata de güisquil y nos dio bastantes güisquiles, entonces yo le decía a mi esposo que sería bueno tener un huerto aquí en la casa”, comenta.

A la fecha, Flor y su familia participan en las Escuelas de Campo y los Talleres Hogareños impartidos en la zona y tratan de aplicar en casa la experiencia de las Familias Demostradoras y los consejos del personal técnico del CENTA y de la FAO, Institución que acompaña técnicamente este esfuerzo. Por su parte, Josué Girón,Técnico de la Agencia del CENTA en Osicala explica que en esta zona, “las personas han mostrado un gran interés en las tecnologías y las han puesto en práctica”. Flor es optimista, dice que del PAF “yo espero que nos ayude a salir de la pobreza y a mejorar más en lo económico”, al tiempo que invita a las familias que no practican la agricultura familiar a sumarse al esfuerzo por construir un agro más justo, solidario e incluyente: “yo les digo que sigan luchando, porque después se van a ver los frutos que da”, finaliza la productora.

Ahora ha cumplido su meta. El huerto familiar que poseen cuenta con cultivos de pipián, chile, pepino y ejote, los cuales son atendidos por ella y su esposo. “Nosotros lo limpiamos entre los dos, a veces cuando él tiene tiempo y cuando yo tengo tiempo, porque como son dos niños los que tengo, son gemelos, entonces cuando ellos duermen me vengo a trabajar aquí”, explica. Al mismo tiempo, su esposo se integra en las labores domésticas: “nos ayudamos y colaboramos porque no alcanzamos entre nosotros dos, entonces él tiene que colaborar en las tareas del hogar también”.

9


Asistencia Técnica

Efectividad

En la imagen se observan a los pulgones del loroco “momificados”, luego de ser combatidos con parasitoides.

Nuevos métodos para combatir las plagas

Control biológico Dr. Mario E. Parada Jaco Gerente de Investigación

Esta es una técnica muy sencilla que han utilizado agricultores que quieren hacer uso de los enemigos naturales en su zona.

El control biológico es un método de control de insectos, enfermedades, ácaros, nematodos y malezas que consiste en utilizar organismos vivos, tales como depredadores, parasitoides, entomopatógenos (hongos, bacterias, virus, etc.) u otros medios naturales con objeto de controlar las poblaciones de otro organismo.

Uso de parasitoides

Algunas ventajas de su uso son: poco o ningún efecto nocivo de los enemigos naturales hacia otros organismos, incluido el hombre; la resistencia de las plagas al control biológico es rara, el control biológico con frecuencia es a largo término pero permanente, el tratamiento con insecticidas es reducido de forma sustancial, no existen problemas con intoxicaciones en seres humanos o animales. Al mismo tiempo, existen algunas limitaciones, entre las que se pueden citar: ignorancia sobre los principios del método, falta de apoyo económico, falta de personal especializado, no está disponible en la gran mayoría de los casos, enemigos naturales más susceptibles a los plaguicidas que las plagas, los enemigos naturales se incrementan con retraso en comparación a las plagas que atacan, por lo cual no proveen una supresión inmediata. EJEMPLOS PRÁCTICOS DE CONTROL BIOLÓGICO Uso de agua azucarada para atraer enemigos naturales Si aplicamos agua azucarada al cogollo del maíz podremos atraer hormigas o avispas que encontrarán al gusano cogollero en su escondite.

Existen parasitoides que atacan a algunas plagas, entre ellas está el parasitoide de los pulgones o afidos en loroco. Estos parasitoides dejan momificados a los pulgones y posteriormente el insecto benéfico abre un agujero circular en el cuerpo del pulgón muerto y sale la avispita para continuar matando otros pulgones. Si se recoge estas momias del pulgón aún con la avispita puede ser llevado a otros lugares donde se cultiva loroco y podría reducir las poblaciones de pulgones. Es indispensable la no utilización de insecticidas químicos para evitar eliminar estas avispitas que mantienen bajas las poblaciones de los pulgones. Hongos como controladores de insectos plagas Existen microorganismos como los hongos que pueden enfermar a los insectos que dañan los cultivos, pero no afectan a las plantas, animales o seres vivos. Estos microorganismos pueden atacar insectos del suelo o aéreos. El primer síntoma que un insecto ha sido atacado por hongos benéficos es la poca movilidad del insecto, posteriormente el insecto presenta endurecimiento de su cuerpo y finalmente se hace visible el hongo sobre la mayor parte del cuerpo del insecto. Muchos de estos microorganismos benéficos existen naturalmente en la naturaleza, pero también existen productos químicos que han sido elaborados con hongos, bacterias o virus que pueden mantener a los insectos plagas en niveles bajos que no causan pérdidas en los cultivos.

10


os”,

Ayuda a evitar pérdidas en el cultivo

Manejo adecuado del sorgo Ing. Máximo Hernández Técnico del Programa Granos Básicos En nuestro país, es en el mes de agosto la época que predomina las mayores áreas de sorgo o maicillo establecidas (cerca del 80%); por lo tanto en los meses de septiembre – octubre es cuando se encuentra en su periodo de desarrollo por lo que se requiere de manejo agronómico adecuado para su buen desarrollo y buenas producciones de grano. Esto se puede lograr poniendo en práctica labores de manejo como las que a continuación se recomiendan.

Fertilización: esta actividad ayuda a que el llenado de grano sea más efectivo y por lo tanto que la producción sea mayor por manzana. Por ello se recomienda realizarla a la siembra u ocho días después, utilizando 4 quintales de fórmula 16-20-0, luego a los de 30 días después de la siembra, sulfato de amonio 21%, 4 quintales por manzana.

Raleo: esta práctica se recomienda hacerla 15 días después de la siembra y nos permite manejar una cantidad adecuada de plantas por área. Control de plagas: el gusano cogollero es una de las plagas que más ataca al cultivo de sorgo desde los primeros estadios hasta los 65 días por lo que se vuelve importante su control con teflubenzuron 15 % SC en dosis de 12 a 15 cc por bomba de 17 litros, para evitar pérdidas en la producción de grano. Otras plagas que causan menos daños como pulgones, chinches, tortuguillas también pueden ser controladas con productos como thiamethoxan/lanmdacihalotrina 24.7 SC de 12 a 15 cc por bomba de 17 litros. Control de malezas: el control de malezas después de 25 días de la siembra es importante para evitar que compitan con el cultivo. Pueden controlarse de forma manual o utilizando productos químicos como glufosinato de amonio 15 SL, del cual puede aplicarse de 100 a 150 cc por bomba de 17 litros, dirigido a la maleza o utilizando pantalla para no bañar a la planta de sorgo, dependiendo del tipo de maleza existente.

11


Protejamos nuestras cosechas de maíz, frijol y sorgo

Silos metálicos: la mejor opción Marlon Sorto / Periodista

“Hemos visto a gente dándose en la cara cuando ha perdido el producto de todo un año de trabajo por efecto de insectos, de microorganismos, de roedores. Todo por mal almacenaje”, comenta Carlos Mata, Inspector del Área de Inocuidad de Alimentos de la Dirección General de Sanidad Vegetal (DGSV) del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG). Según explica, el adecuado almacenamiento permite que estos granos se conserven de mejor manera y en condiciones óptimas para poder alimentar a la familia todo el año y para vender excedentes que tengan de la cosecha, los cuales deben salir en buenas condiciones al mercado para que tengan un precio competitivo. ¿Qué se debe hacer? Simple: un manejo integral que va desde la selección misma del grano hasta el adecuado control de plagas durante el almacenaje. Para esto, los silos metálicos son la mejor opción. Procedimiento Carlos Mata dice que “en el caso de los granos básicos el agricultor debe manejar lo que llamamos la “regla de oro” del almacenamiento, que es que el grano debe ir con una humedad adecuada, debe ir seco, limpio, no debe llevar basura ni restos de cosecha, debe estar fresco. Con esas condiciones el grano se conserva mejor en el almacenamiento”, explica Mata.

El silo debe estar sobre una tarima adecuada, de preferencia a 10 o 15 cm del suelo, debe estar retirado de las paredes y nunca en las habitaciones. Puede ser ubicado en una bodega que le permita no quedar expuesto al sol ni al agua. Antes de aplicar el veneno para los insectos, se recomienda llenar por completo el silo y hasta el final colocar la dosis necesaria según la capacidad de la estructura; es decir, si son pastillas, se envuelven en una bolsa plástica y se dejan sobre el grano, éstas al contacto con la humedad se activan y se convierte en un gas el cual no es residual, no queda retenido en el grano y no afecta a los humanos siempre y cuando se guarden 11 días de aislamiento total, en los cuales el grano no se puede tocar. Para esto debe sellarse el silo con fajas de hule o tiras de neumático en ambas bocas (salida y llenado). Los expertos recomiendan además que no se debe estar llenando constantemente el silo, porque se puede contaminar el grano y si es necesario hacerlo, deberán repetir el proceso de fumigación con el mismo rigor. Al mismo tiempo, es recomendable cada mes sacar una muestra de grano y revisarlo para ver si hay insectos vivos. Si esto es así, se debe repetir la fumigación. Igualmente debe verificarse que el grano no se esté humedeciendo. La humedad puede traspasar la lámina del silo, sobre todo si se encuentra en lugares inadecuados.

El experto recomienda a los productores, para empezar, que realicen una cosecha adecuada: “que no esté el cultivo mucho tiempo en el campo”. Posteriormente, se debe realizar una selección de las mazorcas; luego un desgrane adecuado, si este es mecánico, deben calibrarse las desgranadoras para evitar que se dañe el grano. El proceso continúa con el secado del grano. Para esto se pone en patios de secado o plásticos al sol durante tres días, en una capa que no debe superar los 5 cm de altura; debe removerse constantemente con un rastrillo de madera para evitar que se dañe por efecto del calor. Luego del secado, el grano debe dejarse reposar para que baje su temperatura y una vez esté fresco y con una humedad del 14%, almacenarlo en silos metálicos.

12


Durabilidad

En las condiciones adecuadas y con el mantenimiento respectivo, un silo metĂĄlico puede durar hasta 20 aĂąos.


Nutrición

Rosa de Jamaica:

Razones para consumirla Licda. Ana María Rodríguez Técnica del Laboratorio de Tecnología de Alimentos Flor de Jamaica, rosa de jamaica o rosa de abisinia es una planta bondadosa que se puede aprovechar integralmente desde el tallo, del cual se obtiene fibra muy resistente que se utiliza como sustituto del yute; las hojas en estado tierno se consumen crudas en ensaladas y cocinadas como ingrediente en diversos platos; de las semillas se obtiene aceite, y al tostarlas se elabora un sustituto de café; la flor, que es el cáliz carnoso y de un color rojo intenso, es la parte mas valiosa de la planta, es fuente de vitaminas A, B y C y de minerales: hierro, fosforo, potasio y zinc. Algunos beneficios que se le atribuyen a la flor de jamaica son: protector del sistema cardiovascular por su alto contenido de antioxidantes, antocianina y procianidina; potente diurético y desintoxicante; baja la hipertensión; es efectiva para las personas con problemas de metabolismo de lípidos, baja hasta el 35% del colesterol y el 19% de los triglicéridos. Los pigmentos antocianinas presentes en la flor de jamaica, aparte de su interés comercial como colorante en industrias de alimentos, farmacéutica y textil, también han incrementado el interés en su investigación científica por su contribución en la reducción de las enfermedades coronarias, cáncer y diabetes, esto lo convierte en un producto con valor agregado para el consumo humano.

Debido a todas las bondades que posee la flor de jamaica, el laboratorio de Tecnología de Tecnología de Alimentos sigue desarrollando nuevos productos a partir de la flor fresca, esto con los objetivos de aumentar las opciones de consumo y de comercialización local que contribuyan con la rentabilidad del cultivo, así como a incrementar la oferta tecnológica de la Institución para su transferencia hacia las familias productoras interesadas en conocer nuevas opciones tecnológicas que les generen ingresos. Entre los productos elaborados a partir del cáliz de la flor de jamaica se tienen: caramelos, jaleas, cáliz confitado. La Rosa de Jamaica en El Salvador El cultivo de la rosa de jamaica en El Salvador está tomando importancia, la flor deshidratada se cotiza al detalle a $ 6.00 la libra y al mayoreo entre $ 300 a $ 375 por quintal. Entre los principales productos elaborados se tienen: bebidas refrescantes e infusiones, vino y bebida instantánea en polvo. La diversificación de productos con características competitivas, obtenidos de la flor de jamaica, podría ser una buena alternativa para aumentar su consumo en el país, aprovechando las bondades para la salud atribuidas a la planta. La flor de jamaica es originaria de África; actualmente se cultiva en los trópicos de todo el mundo; en América se cultiva desde México, Centroamérica y parte de Sur América.

14


Noticias

Nuevas variedades de frijol rojo Juramentan a nuevo titular MAG San Nicolás FP-01, Guazapa 1 y La Presa JF son las tres nuevas variedades de frijol rojo liberadas por el Ministerio de Agricultura y Ganadería ( MAG), a través del Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal “Enrique Álvarez Córdova” (CENTA); todas poseen altos rendimientos y son tolerantes a las principales enfermedades como mosaico dorado, roya del frijol y mancha angular, y a plagas como la mosca blanca. Los materiales son producto del trabajo del CENTA en el Plan de Agricultura Familiar (PAF), específicamente en el Programa PAF – Innovación, el cual genera nuevas tecnologías agroproductivas. El proceso de desarrollo de las variedades fue liderado por el personal técnico del Programa de Granos Básicos y extensionistas del CENTA, en coordinación con productores locales en el marco del Programa Colaborativo de Fitomejoramiento Participativo en Mesoamérica (FP-MA), el cual contó con la participación directa de productores de Guazapa (San Salvador), Chalchuapa y el Congo (Santa Ana), en los procesos de selección y mejoramiento de los materiales. Esta liberación es la primera que se realiza en el país luego de un proceso de fitomejoramiento participativo, el cual permitió que las variedades de frijol sean las más aptas para las condiciones de suelo y clima de las zonas donde fueron desarrolladas. El fitomejoramiento es una disciplina de las ciencias biológicas, que busca la creación de nuevas variedades o híbridos de especies vegetales con características mejoradas de importancia como son: altos rendimientos, resistencia a las principales plagas y enfermedades, capacidad de adaptación a diferentes condiciones de clima y suelo, precocidad, mayor contenido nutricional y excelente presentación, entre otras.

El Presidente de la República, Mauricio Funes, juramentó en el Salón de Honor de Casa Presidencial como nuevo Ministro de Agricultura y Ganadería al Lic. Pablo Alcides Ochoa. El nuevo titular se desempeñó como presidente del Instituto Salvadoreño de Transformación Agraria (ISTA), desde enero de 2010, destacándose el impulso que imprimió a la institución para que en lo que va de la gestión del Presidente Funes se entregaran más de 30 mil títulos de propiedad. Ochoa manifestó que su propósito al frente Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) será fortalecer lo que ya se ha hecho y mejorarlo, como el hecho de que éste año se espera obtener una cosecha record en granos básicos y, además, fortalecer otros rubros como frutas y hortalizas. En el mismo acto, el jefe de Estado juramentó como nuevo presidente del ISTA a Federico López Beltrán, quien se desempeñaba como vicepresidente de esta institución; y como vicepresidente de la misma a Vicente Ventura, quien era asesor en cooperativismo. Funcionario con experiencia Pablo Alcides Ochoa es Licenciado en Contaduría Pública y ha efectuado estudios de Maestría en Administración de Empresas. En su experiencia destaca que ha sido presidente del Colegio de Contadores Públicos de El Salvador, y vicepresidente de CPA Associates Internacional Inc, una firma de auditoría internacional con representación en más de 70 países. También es miembro del Club Rotario, y ha ejercido cargos ejecutivos en las áreas de finanzas, administración y auditoría en diversas instituciones privadas.

15



Cosecha del Cambio - Quinta Edición / Septiembre - Octubre 2012