Page 1

A un año de su apertura el Centro de Arte

Exhibiciones presentadas:

y Cultura de la Universidad Nacional Autónoma

Otoniel Sabillón. Nos han obligado al heroísmo

de Honduras hace entrega de su primer

Celsa Flores. Una mirada retrospectiva Jam Session. Embajadores alrededor del mundo

del

Miradas al Arte

Jazz

Médicos sin fronteras. Luchadores urbanos: Tegucigalpa y Comayagüela

CAC-UNAH 2013

Héctor Mediavilla. Penélopes Nahúm Flores. Delineando márgenes

catálogo, “Miradas al Arte. CAC-UNAH 2013”,

que resume un año de exposiciones realizadas en el área de las artes visuales. La presentación de este catálogo refleja, no solo la concreción de

propuestas

y

objetivos,

sino

el

convencimiento de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras que cultura, paz y desarrollo forman un trinomio indisoluble que

Ouka Léele. La utopía transgresora

explican el campo que le corresponde a la

Paúl Martínez. D. José Sotero Lazo, pluma y tinta que retrataron la nación del siglo XIX

creatividad y las artes en el campo del desarrollo humano. A través de esta iniciativa,

Henry Godoy y Yoel Galo. Homenaje Sócrates Cruz. Deconstrucción

artistas de la plástica consagrados y noveles,

Juan Pablo Martell. Memorias, Medio siglo en fotografías

han vuelto cómplices del CAC-UNAH para

nacionales y extranjeros (concientes o no) se hacer manifiesta la idea que el compromiso a

Gustavo Armijo. Cementerio General

través del arte, es ineludible. Las exposiciones

Elías Euceda. Honduras 2013

que hemos presentado al público a lo largo del año 2013 no son solo expresiones estéticas de la pintura, la fotografía y de otras técnicas mixtas, sino reflejan visiones artísticas y políticas de la realidad, patentizan ideas y momentos. Detalle de una ilustración del libro de William Wells: Exploraciones y aventuras en Honduras de 1857.

Centro de Arte y Cultura de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras

Edificio entre 2da. y 3ra. Avenida, 7ma. Calle, frente al parque La Libertad, Comayagüela, M.D.C.

Catálogo de las exhibiciones presentadas en el año 2013 en el Centro de Arte y Cultura de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras


Miradas al Arte CAC-UNAH 2013

Catálogo de las exhibiciones presentadas en el año 2013 en el Centro de Arte y Cultura de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras


D.R. © 2014 Universidad Nacional Autónoma de Honduras, Centro de Arte y Cultura Miradas al Arte. CAC-UNAH 2013 Primera edición, 2014

Universidad Nacional Autónoma de Honduras Julieta Castellanos Rectora Centro de Arte y Cultura, Universidad Nacional Autónoma de Honduras Olga Marina Joya Directora Créditos: Coordinación General: Nadia Cáceres Textos: Nos han obligado al heroísmo. Gustavo Larach Una mirada retrospectiva. Gustavo Larach Embajadores del Jazz alrededor del mundo. Embajada de los Estados Unidos de América Luchadores urbanos: Tegucigalpa y Comayagüela. Médicos sin Fronteras Penélopes. Centro Cultural de España en Tegucigalpa Delineando márgenes. Serda Yalkin La utopía transgresora. Manuel Romero D. José Sotero Lazo. Pluma y tinta que retrataron la nación del siglo XIX. Paúl Martínez Homenaje. Rúdrico E. Argueta Deconstrucción. Rúdrico E. Argueta Memorias, Medio siglo en fotografías. Paúl Martínez El Cementerio General: del ideal de la ciudad letrada a la marginalidad. Edgar Soriano Ortíz Altar de muertos. Víctor Hugo Morales. Embajador de México en Honduras Honduras 2013. Nadia Cáceres Fotografía: Nadia Cáceres Bárbara Lavaire Paúl Martínez

Diseño gráfico: Paúl Martínez Impresión: Impresos Creativos

Las ideas y opiniones expuestas en esta sistematización son de exclusiva responsabilidad de sus autores y/o autoras y no reflejan necesariamente la visión ni la opinión de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras. ISBN 978-99926-32-76-5

Celsa Flores. Siempre de frente. 2008. Técnica mixta. 76.2 x 101.6 cm


Presentación

Dra. Olga Joya. Directora del Centro de Arte y Cultura, Universidad Nacional Autónoma de Honduras

A un año de su apertura el Centro de Arte y Cultura de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras hace entrega de su primer catálogo, “Miradas al Arte. CAC-UNAH 2013”, que resume un año de exposiciones realizadas en el área de las artes visuales. La presentación de este catálogo refleja, no solo la concreción de propuestas y objetivos, sino el convencimiento de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras que cultura, paz y desarrollo forman un trinomio indisoluble que explican el campo que le corresponde a la creatividad y las artes en el ambito del desarrollo humano. A través de esta iniciativa, artistas de la plástica consagrados y noveles, nacionales y extranjeros (concientes o no) se han vuelto cómplices del CAC-UNAH para hacer manifiesta la idea que el compromiso a través del arte, es ineludible. Las exposiciones que hemos presentado al público a lo largo del año 2013 no son solo expresiones estéticas de la pintura, la fotografía y de otras técnicas mixtas, sino reflejan visiones artísticas y políticas de la realidad, patentizan ideas y momentos. “…El arte es un compromiso, en primer lugar, individual cuyos componentes irrenunciables son la capacidad de trabajo, la originalidad y la constancia; pero también partimos de que toda aportación individual posee un alcance colectivo…”(Montane, 2007). La labor y filosofía del Centro de Arte y Cultura de la UNAH está orientada a apoyar y abrir sus espacios al público y a los jóvenes artistas que emergen y a seguir recibiendo y apoyando a los que ya han descollado; a ser el vehículo a través del cual los artistas nacionales y extranjeros puedan hacer y presentar su propuesta con miras a lograr un mayor entendimiento y respeto a las distintas

manifestaciones del arte y su compromiso social. El catálogo “Miradas al Arte

CAC-UNAH 2013” nos presenta a los artistas a partir de diferentes técnicas, manifestaciones y espacios del arte. Juan Pablo Martell. Carreta de bueyes en playa de Punta Ratón, Choluteca. Impresión digital blanco y negro, 50.8 x 60.96 cm

6

En el campo de la pintura la artista, Celsa Flores, nos permite introducirnos a

su propia “Mirada Retrospectiva” de su arte, estructurando y desarticulando formas y planos pictóricos. 7


El novel artista plástico, Otoniel Sabillón nos recuerda el compromiso con las

“…realidades grotescas…” que “Nos han Obligado al Heroísmo”, a través de

nos presenta la angustia e incertidumbres de las mujeres del lado de la frontera que quedó atrás en el contexto de la emigración, en el México de las madres y

una obra de gran colorido y nuevas técnicas. Sócrates Cruz, nos confronta con

compañeras que marcan el tiempo de la espera y enfrentan solas los desafíos de

su propio proceso constructivo a través de la muestra, “Deconstrucción” en la

la sobrevivencia de la familia. El trabajo fotográfico de Mediavilla retrata las

que la línea, el espacio, el color y la perspectiva logran establecer un nuevo

Penélopes del siglo XXI “…dando voz a estas mujeres ‘silenciadas’ por la

diálogo con el espectador.

indiferencia y los roles sociales que enmarcan su cotidianeidad bajo la etiqueta de

Las figuras en “constante transición” del artista, Nahúm Flores, van

‘normal’…” (H.Mediavilla, 2013).

“Delineando Márgenes” en el tema de la migración. A través de la técnica mixta,

En el año 2013, la Rectoría de la UNAH rindió un homenaje de

Nahúm Flores, nos confronta con el drama de las realidades individuales y

reconocimiento a Juan Pablo Martell por su larga trayectoria en este campo del

colectivas de los inmigrantes “…abordando la deriva física y emocional propia de los estados en transición…” (Serda Yalkin, 2013). Otras técnicas, momentos históricos y miradas se hacen presentes en el Centro de Arte y Cultura de la UNAH a través del lente de la cámara fotográfica que logra ‘secuestrar’ momentos de la historia y hacernos participes del diálogo intercultural que propició el jazz en el apogeo de la guerra fría. Esta importante

arte. En este marco se presentó la exposición, “Memorias. Medio siglo en Fotografías”, en la que se presenta una interesante retrospectiva del trabajo

fotográfico documental del artista a lo largo de 60 años en distintos espacios de la geografía y cultura identitaria hondureña. El cuidadoso trabajo curatorial realizado por el artista, Paúl Martínez, fue precedido de un largo proceso de investigación que ha permitido crear el fondo documental de fotografía, “Juan

expresión musical de la cultura afroamericana, la hemos podido rememorar a

Pablo Martell”. El trabajo de Paúl Martínez como investigador de la plástica, le

Embajadores del jazz alrededor del mundo”, organizada en colaboración con la

plumilla de “D.Jose Sotero Lazo. Pluma y tinta que retrataron la nación del siglo

través de sus grandes representantes en la exposición fotográfica, “Jam Session.

llevó también a realizar la reproducción fotográfica ampliada de los dibujos en

Embajada de Estados Unidos en Honduras y el Instituto Hondureño de Cultura

XIX”. Esta serie de dibujos a plumilla forman parte del libro “Exploraciones y

Interamericana. Las fusiones artísticas del jazz nos recuerdan la calidad y generosidad de este género que ha propiciado todo tipo de expresiones musicales derivadas, alrededor del mundo. La organización Médicos sin Fronteras ha hecho circular en nuestro medio la

exposición “Luchadores Urbanos. Tegucigalpa y Comayagüela” del artista de la

fotografía, Spencer Platt. Con imágenes de gran crudeza, la muestra fotográfica nos recuerda el compromiso con las realidades sociales latinoamericanas, la precariedad de la salud física y psicológica de la población infantil, juvenil y adulta que se ve atrapada en medio de los espacios de violencia, pobreza, sobrevivencia y marginalidad, en el marco de nuestra realidad local. Spencer Platt, tiene ya una larga trayectoria de compromiso y colaboración con Médicos sin Fronteras cubriendo también la situación de los desplazados en diferentes partes del mundo.

Aventuras en Honduras” del explorador norteamericano, William Wells, publicado en su primera edición en Nueva York por Harper & Brothers en el año 1857. En sus viajes de exploración, Wells se hizo acompañar de don Sotero Lazo, destacado dibujante hondureño que reprodujo la flora, fauna, paisajismo, retrato y escenas de la vida cotidiana de distintos espacios culturales y naturales de la geografía hondureña. Dos destacados jóvenes retratistas, Henry Godoy y Yoel Galo, presentaron también su colección “Homenaje” en la que los artistas hacen un reconocimiento a sus maestros de la Escuela Nacional de Bellas Artes. La colección presentada es, en si misma y por su calidad estética, un magnifico tributo a sus mentores quienes, según los artistas, “…les enseñaron a ver…”. El pintor, Gustavo Armijo, se adentra en la técnica del “frottage” de lápidas induciéndonos a retomar una problemática vinculada a los monumentos que se

A través de la Embajada de México en Honduras fue posible acercarnos a la

guardan en el “Cementerio General” donde muchas de las piezas, objeto de la

exposición “Penélopes” del fotógrafo español, Héctor Mediavilla. Esta exposición

colección, ya han sido vandalizadas. La exposición se ha complementado con las

8

9


magnificas fotografías de Paúl Martínez, de la estatuaria del cementerio. Siempre en el marco de esta exposición y gracias a la colaboración de la Embajada de México en Honduras, el público también ha tenido la oportunidad de conocer la expresión popular mexicana del “Altar de Muertos” en conmemoración del Día de Todos los Santos y los Fieles Difuntos, en la que se manifiesta la celebración por la vida. También el caricaturista, Elías Euceda, nos ha hecho participes de una visión crítica de los personajes de la política vernácula, visión que refleja mucho del sentir y pensar popular de la “Honduras 2013”.

Con gran satisfacción presentamos a la consideración de la población hondureña esta publicación que refleja el gran esfuerzo curatorial desarrollado por nuestro equipo de trabajo así como el interés y apoyos de diferentes instituciones nacionales y extranjeras preocupadas por la cultura universal y el desarrollo humano.

Paúl Martínez. Detalle de escultura en Mausoleo de la Familia Agurcia en el Cementerio General de Comayagüela. 2013. Fotografía digital en blanco y negro. 100 x 127 cm

10


Prólogo

Msc. Nadia Cáceres Unidad de Artes Visuales del Centro de Arte y Cultura, Universidad Nacional Autónoma de Honduras

Los cambios sociales y una fuerte preocupación por el rescate de los valores

artístico culturales se comenzó a gestar en un proyecto que potenciaría el vínculo

Universidad-Sociedad a través del desarrollo de las artes, la cultura y el

patrimonio bajo los principios de inclusión y respeto a la diversidad cultural,

desde la Rectoría de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH).

Este trabajo dio inicio desde el año 2010 con la creación del Centro de Arte y Cultura de la UNAH. La sede se definió en el edificio donde funcionó el antiguo

Hotel Panamericano de Comayagüela en la década de 1940; en el año de 1952 el inmueble fue comprado por el Estado para albergar la Facultad de Ciencias

Médicas, Odontología, Química y Farmacia de la UNAH y posteriormente se convirtió en la sede del Ministerio de Trabajo hasta 1998.

El CAC-UNAH se inauguró el 15 de octubre del 2012 constituyéndose en un

espacio de renovación e interacción con la comunidad de Comayagüela, no solo por la definición del plan, el rescate de un inmueble de valor histórico y

antropológico a través de su proceso de restauración y rehabilitación, sino por la

construcción de estrategias vinculadas al desarrollo de una cultura de paz a través del fomento del arte y la cultura.

El Centro de Arte y Cultura de la UNAH, a través de sus unidades: Artes

Visuales, Escénicas-Musicales y de Patrimonio, ha venido fortaleciendo su trabajo de vinculación e investigación del arte y la cultura a partir de la generación

de espacios de discusión, educación no formal, exposiciones temporales y

permanentes, talleres de capacitación, así como de espacios de investigación en la comunidad y con la coordinación de las facultades y sus carreras universitarias.

Producto de estas estrategias se están capacitando 300 niños y 200 adultos semestralmente con el desarrollo de 30 talleres en las áreas de artes escénicas, Nahúm Flores. De la Serie Los Herederos.2013. Técnica mixta sobre papel. 38 x 56 cm

musicales y artes visuales. Así mismo se han desarrollado vínculos con los Detalle de una ilustración del libro de William Wells: Exploraciones y aventuras en Honduras de 1857.

13


centros educativos de la zona de Comayagüela como pilotos, para que sean

reproductores de las experiencias adquiridas a través de los talleres de formación artística en los centros educativos.

Todas estas experiencias han ido consolidando la labor del CAC-UNAH, no solo

como un Centro para el deleite y disfrute estético, si no como un Centro dedicado a la

investigación, vinculación e inclusión de la sociedad a partir de la promoción y difusión del arte.

A un año de inaugurarse el CAC-UNAH, se ha logrado presentar el trabajo de 23

artistas con el desarrollo de 13 exposiciones temporales y 1 itinerante presentada en el

Centro Universitario Regional del Litoral Atlántico, que han sido sistematizadas a través de la presentación de este Catálogo “Miradas al Arte”. Tal como lo expone el título del catálogo solo es una mirada del arduo trabajo que han consolidado los artistas en colaboración con el equipo del CAC-UNAH, en la gestión administrativa, financiera y

cultural que no logra plasmarse a detalle en el presente catálogo, pero que reivindica los retos y compromisos que ha adquirido el CAC-UNAH con la comunidad a través de la

investigación, vinculación y promoción del arte nacional.

“Miradas al Arte” es una reivindicación

contra la pérdida total o parcial de nuestra memoria colectiva. Esta primera edición rescata los procesos creativos de los artistas,

comisarios y curadores de las exposiciones temporales así como su interpretación, la cual

nos lleva al contexto en el cual han sido creadas, elementos claves para la lectura de los

procesos

creativos

patrimoniales expuestas.

y

acciones

Detalle de la obra: Los errantes. Técnica mixta sobre láminas de madera. 73.5 x 105.5 cm Celsa Flores. El fantoche. 1978. Óleo. 43.18 x 50.8 cm

14


Agradecimientos A cada uno de los artistas nacionales y extranjeros por confiarnos su valioso trabajo; A las Embajadas de los Estados Unidos de América, Embajada de España y Embajada de México quienes han colaborado con el CAC-UNAH en la concreción de una agenda cultural; A la Organización Médicos sin Fronteras; A los curadores de arte que nos han brindado su apoyo en la elaboración de los textos curatoriales; A cada una de las unidades de la UNAH, por su colaboración en la gestión de los montajes; A los estudiantes y profesores de la Escuela Nacional de Bellas Artes por su apoyo incondicional haciéndose presente en cada uno de nuestros eventos artísticos y académicos; A la comunidad universitaria y a la comunidad de Comayagüela que se han apropiado de este espacio; A todos ellos… nuestro agradecimiento por su constante apoyo en las actividades artísticas y culturales de este Centro de Arte y Cultura de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (CAC-UNAH).

Sócrates Cruz. Tami de luz. 2013. Acrílico sobre lona. 100 x 75 cm

16

17


Índice Presentación

6

Prólogo

13

Agradecimientos

17

Índice

19

Otoniel Sabillón. Nos han obligado al heroísmo

21

Celsa Flores. Una mirada retrospectiva

23

Jam Session. Embajadores del Jazz alrededor del mundo

31

Médicos sin fronteras. Luchadores Urbanos: Tegucigalpa y Comayagüela

34

Héctor Mediavilla. Penélopes

37

Nahúm Flores. Delineando márgenes

39

Ouka Leele. La utopía transgresora

45

D. José Sotero Lazo. Pluma y tinta que retrataron la nación del siglo XIX

49

Henry Godoy y Yoel Galo. Homenaje

57

Sócrates Cruz. Deconstrucción

61

Juan Pablo Martell. Memorias, Medio siglo en fotografías

65

Gustavo Armijo. Cementerio General

73

Víctor Hugo Morales. Altar de Muertos

78

Elías Euceda. Honduras 2013

83

Nahúm Flores. Detalle de la obra: Los errantes. Técnica mixta sobre láminas de madera. 73.5 x 105.5 cm

19


Exposición de pintura 21 de febrero -20 de abril

Nos han obligado al heroísmo Otoniel Sabillón

Texto curatorial: Gustavo Larach. CAC-UNAH

Seducir la retina, transformar la consciencia Otoniel Sabillón nos seduce con la sinfonía de colores que despliega en sus cuadros y nos confronta con sus sórdidas contraposiciones iconográficas. Siluetas transparentes cargan un cerebro compuesto de balas, una cabeza horrífica vomita una docena de figuras humanas, varias manos aplauden la lengua obscena de un demagogo. Si el color nos seduce, las figuras nos invitan a ponderar la bestial naturaleza del hombre, su crueldad y codicia, que en el trabajo de Sabillón toma forma en figuras de poder político y militar, quizá el más terrible de los males que agobia a la sociedad hondureña. Así, este joven artista nos confronta con las realidades grotescas del mundo que hemos construido, y que sólo nosotros mismos, agentes de la historia, podemos cambiar. El arte no sólo es sensación placentera, es también la transformación de la conciencia.

Detrás del poder. Marcador sobre papel. 110 x 147 cm

20

El patrón sordo y ciego. Marcador sobre papel. 148.6 x 50.8 cm

21


Exposición de pintura 20 de marzo - 2 de mayo

Celsa Flores

Una mirada retrospectiva Texto curatorial: Gustavo Larach. CAC-UNAH

Intriga mucho un óleo que Celsa Flores hizo, hará ya treinta años. La arboleda ahí

evocada se configura, por lo menos a primera vista, como un plano en recesión. Ésta

despliega su ritmo sobre un plano que está al mismo tiempo en ángulo y sobre el cuadro pictórico. He ahí una tensión entre la superficie en que la artista dispone la materia

viscosa del óleo con el espacio evocado a través de dicha sustancia. El suelo, un sensual

impasto de tintes de rosa y amarillo, se separa de las formas orgánicas, ondulantes y verticales de los árboles, cuyas formas y recesos se descomponen ahora en ocres y

sombras de tierra roja, ahora en intensos amarillos, naranjas, azules y verdes. En el cuadro Paisaje en arboleda, del año 1984, el terreno entra por la esquina inferior derecha del

cuadro,

interceptado

sólo

por

para

el

ser

plano

irregular de patrones rítmicos. Esa intercepción es la única

ortogonal propiamente dicha que se percibe en la estructuración espacial de la composición. En vez

de

permitirnos

intuir

la

inmensidad del espacio natural, la

artista

nos

acerca

a

un

frondoso nicho cromático, a un receso del bosque más que al Paisaje en arboleda. 1984. Óleo. 59.69 x 45.72 cm

espacio que se explaya, a un

denso recodo de pigmentos más

que a una atmósfera que se dispersa hacia el fondo. Quizá sea más interesante notar que

las formas de Paisaje en arboleda, rehúsan a la posibilidad de describir árboles en un Retrato de la artista. 1980. Acrílico sobre lienzo. 48.26 x 68.58 cm

23


Sombra en penumbra. 2007. Técnica mixta. 60.96 x 50.8 cm

lenguaje naturista, y se oponen al uso mimético de los pigmentos y figuras para exceder el molde de las convenciones. Celsa Flores se permite en este cuadro explorar la superficie

bi-dimensional del soporte para acercarse a sus posibilidades sintácticas, para

emboscarse en las tensiones interiores de un lenguaje modernista, que explotará en

composiciones posteriores como la obra Teatro con bailarina, ejecutada en acrílico allá por el año de 1991.

La desarticulación del plano pictórico en esta pieza es más cubista, más consciente y

figurativo, de manera que el proyecto artístico de Flores se remonta aquí a una búsqueda

estilística hacia los lenguajes vanguardistas de las primeras décadas del siglo XX. La construcción mediante el color subjetivo y la descomposición geométrica en planos traslapados giran en un vórtice que se ancla en la figura femenina en primer plano. El paisaje que excusaba una exploración hedónica de la sensualidad del óleo ha sido aquí sustituido por un centro ostensiblemente ginésico sobre el cual giran las formas y los colores, alternando las facetas de un mundo centrado en la mujer.

Bailarina con teatro. 1991. Acrílico. 104.14x139.7 cm

La estructuración en planos cromáticos permite a la artista configurar con más

plasticidad sus composiciones, y vemos cómo durante la década de 1990 los vólumenes

24

25


Historia milenaria. 2010-2011. Técnica mixta. 78.74 x 45.72 cm

de sus figuras femeninas fluyen sobre el primer plano de los lienzos, o segmentan sus partes en distintas áreas del plano pictórico intercalándose y a veces confundiéndose

con elementos en movimiento, como gradientes cromáticos que revelan y esconden una identidad. Cuando la revelan, es sólo momentáneamente y a través de sus partes o

momentos. Esta estrategia metonímica hace que la identidad que Celsa Flores sugiere en sus cuadros sea elusiva, y permanece de hecho indefinida.

La dificultad de establecer cualquier identidad no impide las búsqueda que la artista

desplaza al paisaje, cuya luz y espacio se orientarán en la década del 2000 hacia la

elación, o al menos hacia la estabilidad pictórica que la sintaxis cubista evita. El dibujo titulado Talismán, de 2003, ejemplifica este giro estilístico. El medio acuoso de la pieza nos hace más conscientes de su materialidad. Tonos fríos y neutros se dispersan en la

periferia, a veces entramados con líneas de colores brillantes. Hacia el centro, los cálidos

se intensifican, la densidad de los amarillos y naranjas acuden en crecendo y se compactan en un brillo localizado un poco arriba del centro de la composición. Debajo de este brillo, atrapado en zonas de igual valor, se disimula el rostro pensativo de una mujer.

Tanto esta recesión de la figura como la búsqueda de una duración cósmica se

puede inferir en una tela de 2010-2011, llamada Historia milenaria. Aquí Flores explora las cualidades matéricas de la pintura, que a su vez crea la textura necesaria para difuminar Talismán. 2003. Dibujo con técnica mixta. 33.02 x 44.45 cm

26

los pigmentos y crear una atmósfera evidentemente gaseosa, una luz que se dispersa suavemente por el espacio. brilla contra los tonos tierra del registro inferior y se dispersa

27


en los tonos fríos del cielo, para concentrarse finalmente en un talismán rosa a la

distancia. Los fragmentos de figurativa femineidad han sido trastocados en un luminoso fetiche, que ahora rige la composición desde el fondo intangible.

Quizá sea este mismo impulso hacia lo permanente lo que llevará a Celsa Flores a

trastocar sus paisajes en composiciones geométricas, pues la geometría es, entre tantas cosas, logos de lo recóndito, sistema subjetivo que oculta lo particular al procurar un retrato comprehensivo del mundo. Un ejemplo de ello es la obra El puente, es una

composición en dos lienzos de formato horizontal que Celsa trabajó entre 2010 y 2011.

La composición en el lienzo inferior, extendido en un bastidor de 61 por 210 cm, podría

descomponerse en planos cromáticos, a veces opacos a veces semitransparentes,

paralelos al plano pictórico, con excepción del plano en recesión en el registro inferior, ostensiblemente un océano, sobre el cual descansan las figuras geométricas. Estas no constituyen colores sólidos, especialmente las del registro superior, donde se acentúa su

transparencia quizá para interactuar con el cielo modulado y traslapado. En el lienzo superior, de 38 por 202 cm, la geometría es más compacta, y, si algunos rectángulos nos

revelan la superposición de capas cromáticas, la mayoría constituyen zonas más sólidas e intensas. Bandas horizontales de azul, naranjas, lilas y ocres neutros recorren la

composición en su totalidad, si bien son rectángulos adjuntos y paralelos los que

componen la imagen en su disposición horizontal. Una banda cromática de espesor

variable recorre horizontalmente el lienzo inferior, entramándose con los rectángulos que

encuentra a su paso. Toda esta estructura visual es congruente con la idea de un puente. Sin embargo, la estructuración de las formas sobre el paisaje es mucho más

compleja, pues la apertura al diseño geométrico, en este caso en diálogo con la idea del puente y ciertas impresiones del paisaje, no constituyen una lógica estable. Podemos

cruzar el puente siguiéndolo horizontalmente con nuestra mirada y así recorrer sus

patrones geométricos o podemos traspasarlo con nuestra visión más allá de las formas

que lo componen, y así internarnos en la lógica pictórica abierta del lienzo inferior, o en la forma cerrada de la estructura superior. Resulta curioso que en el lienzo inferior, las formas son más transparentes e incluso gaseosas, mientras que en el lienzo superior son

más sólidas, más impenetrables. Así, los indicios que visualmente podemos aprehender

en la composición empiezan a facilitar diversas interpretaciones según el prisma con que cada sujeto se aproxime a ella.

Colonial. 1997. Acrílico. 71.32 x 91.44 cm

28

29


Exposición de fotografía 5 de abril - 15 de mayo

Texto curatorial: Oficina Cultural USAID

Hace más de 50 años, en el apogeo de la

Guerra Fría, había poco espacio para el diálogo intercultural, y funcionarios del gobierno de los Estados Unidos de América buscaron la manera de cerrar la brecha.

Las potencias europeas estaban perdiendo sus

posesiones territoriales de muchos años en Asia, África

y

el

Pacífico,

y

se

desarrolló

una

competencia entre la Unión Soviética y los Estados Unidos para buscar un acercamiento con estas naciones de reciente independencia.

Una de las formas en la que la Unión Soviética logró esto fue a través de la

cultura-música popular clásica, y una escuela de danza establecida. En esa batalla por los corazones y las mentes de los pueblos del mundo, los Estados Unidos desarrolló una

respuesta poco probable pero más eficaz a la iniciativa soviética: se estableció la amistad internacional a través del Jazz.

Diplomacia Cultural Estas iniciativas dinámicas de diplomacia cultural continuaron bajo la dirección del

Departamento de Estado hasta 1978, y los músicos de jazz, incluyendo a Benny Carter, Miles Davis, Woody Herman, Earl Hines, Oscar Peterson, Terry Clark, y Sarah Vaughan, dieron la vuelta al mundo en nombre de los Estados Unidos. Ellos desafiaron la inestabilidad política en el exterior y resistieron las enfermedades y los viajes agotadores, Lionel Hampton (detalle), por Frederick J. Brown. 1997. Óleo sobre canvas. National Portrait Gallery. Smithsonian Institution.

31


y la mayoría fueron embajadores extraordinarios.

Miles de empleados del gobierno de los Estados Unidos hicieron que las salas de los conciertos

fueran garantizadas, los pianos disponibles y las bandas informadas y bien tratadas.

Muchos funcionarios jubilados de la carrera del

Servicio Exterior recuerdan con cariño su papel en la

promoción de estas actividades y muchos músicos

definen estos viajes como punto culminante de sus carreras.

5-30 de abril

Luchadores Urbanos: Tegucigalpa y Comayagüela

Texto curatorial: Médicos Sin Fronteras (MSF) El Observatorio de la Violencia de Honduras reportó en septiembre de 2013 un

Jam Session Para honrar los notables logros de estos

músicos estadounidenses de renombre, el 4 de abril de 2008, el Meridian International center en Washington,

Exposición de fotografía

D.C.

inauguró

una

exposición

fotográfica, “Jam Session: Embajadores de Jazz de

Estados Unidos unifican al mundo con su música”. Desarrollado en colaboración con la profesora Penny M. Von Eschen de la Universidad de Michigan y

incremento del 9% en el número de homicidios a nivel nacional en los meses de agosto y septiembre. En los últimos tres años 20,512 hondureños y hondureñas han sido

asesinados. Médicos sin Fronteras (MSF) es testigo activo del sufrimiento que esta

violencia genera en la población más vulnerable de Honduras; nuestra acción busca

mitigar las consecuencias médicas y psicológicas que padecen los miles de sobrevivientes.

Durante ya más de dos años de intervención, MSF facilita atención médica y

psicológica, en colaboración con las autoridades locales de salud, a grupos de población y

colecciones procedentes de todo Estados Unidos, la presentación contiene más de 100

comunidades

más

vulnerables

de

Tegucigalpa. Vulnerables debido a su

imágenes que capturan los momentos memorables de las giras de jazz a 35 países y cuatro

exposición extrema a la violencia, pero

continentes.

también por las dificultades de acceso a

servicios de salud que enfrentan. Mas allá

La misión de Meridian de promover el entendimiento internacional a través del

de la mera disponibilidad de servicios,

intercambio de personas, ideas y el arte encarna el espíritu del programa de Jazz del

medicamentos

Departamento de Estado de los Estados Unidos, e inspiraron la creación de Jam Session.

y

personal

de

salud

formado, el desconocimiento de las

Giras

posibles

Los que vieron los espectáculos durante sus giras nacionales y en todo el mundo

consecuencias

médicas

y/o

psicológicas que la violencia acarrea, el

experimentaron de primera mano cómo el trabajo creativo de las artes puede profundizar el

estigma y discriminación sufrido por

conocimiento internacional e intercultural. La exposición rinde homenaje a aquellos que

grupos de población expuestos de forma

sirvieron entonces, al tiempo que ofrece inspiración para los esfuerzos de difusión de hoy

diferencial a la violencia y la desesperanza

en día - un tiempo en el que los desafíos en todo el mundo, aunque diferentes de los de la

frente a una situación sin respuesta, alejan

década de 1950, 1960 1970, son en muchos aspectos muy similares.

la

atención

médica

y

psicológica

adecuada de quienes la necesitan.

La organización de esta exposición de fotografías se realizó junto a la Embajada de los Estados Unidos de América en Tegucigalpa, Honduras y el Instituto Hondureño de

La intervención de MSF quiere cerrar

Cultura Interamericana.

esta brecha a través de la atención en

32

33


proximidad a grupos y comunidades más

sobre los servicios de atención que MSF pone a disposición de los sobrevivientes de la

respuesta

compartir estos mensajes en una sola visita. La muestra fotográfica fue inaugurada en el

vulnerables, de la descentralización de la médica

de

emergencia

a

sobrevivientes de trauma o violencia sexual y del refuerzo del Departamento de Urgencias

del

Hospital

Escuela

Universitario. Dentro de este objetivo, el equipo de Información, Educación y

Comunicación (IEC) de MSF diseña mensajes y campañas dirigidas a acercar nuestra intervención a la realidad de la

población diana del proyecto, explicando qué hacemos, por qué y para qué. “Luchadores

Urbanos:

Comayagüela”,

Tegucigalpa

ejemplifica

y

este

violencia. Gracias a este espacio, unos 2,000 estudiantes universitarios han podido Centro de Arte y Cultura de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras, y ha sido

presentada posteriormente en Hospitales, Colegios, Universidades Públicas y Centros de Educación No formal. Sobre MSF: Médicos Sin Fronteras (MSF) es una organización médico-humanitaria internacional

que aporta ayuda a poblaciones en situación precaria y a víctimas de catástrofes de origen natural o humano y de conflictos armados, sin discriminación por raza, religión o ideología política. En reconocimiento por su labor, MSF recibió en 1999 el premio Nobel de la Paz.

Sobre el Autor y URBAN SURVIVORS: Luchadores Urbanos es una iniciativa del trabajo conjunto de MSF con el fotógrafo

componente del proyecto, enfocado esta

Spencer Platt reconocido a nivel mundial y desde el año 2001, colaborador de la

tiene sobre las personas que a diario

asociación con Médicos sin Fronteras (MSF) para centrarse en las situaciones

vez a visibilizar el impacto que la violencia sobreviven a la violencia, así como a

sensibilizar a la población en la atención

médica y psicológica capaz de disminuir sus consecuencias.

“Luchadores Urbanos: Tegucigalpa y

Comayagüela”,

es

una

prestigiosa agencia fotográfica Getty Images. Platt ha trabajado regularmente en humanitarias olvidadas en todo el mundo. Con MSF ha cubierto la difícil situación de los desplazados congoleños, los kurdos en Turquía, las aldeas devastadas por la guerra de

la República Centroafricana y la difícil situación de los refugiados somalíes en Kenia. Uno de sus últimos proyectos fue la cobertura del trabajo que desarrolla Médicos sin Fronteras en la ciudad de Tegucigalpa, en Honduras.

muestra

fotográfica itinerante que se inauguró en Abril del 2013. Esta inspirada en el

proyecto internacional de MSF, “Urban

Survivors”, que refleja las necesidades médico-humanitarias de una población

urbana desfavorecida en aumento. El nombre Luchadores Urbanos es una adaptación de la jerga callejera hondureña usada para responder cuando alguien pregunta: ¿Cómo estás? A lo que normalmente se responde: “Aquí, en la lucha” o “Aquí luchando”.

Retoma “la lucha” como parte de la valentía que se requiere para trabajar y vivir en las calles de una de las ciudades mas peligrosas del mundo.

Luchadores Urbanos como muestra móvil, pública y comunitaria incita al diálogo

sobre las consecuencias médicas, psicológicas y sociales de la violencia. Esta plataforma nos ha permitido comunicar sobre el tabú de la violencia sexual e informar

34

35


Exposición de fotografía. CCET / AECID 18 de junio - 27 de julio

Penélopes Héctor Mediavilla

Texto curatorial: Centro Cultural de España en Tegucigalpa (CCET), AECID Penélopes es obra del fotógrafo Héctor Mediavilla quien

muestra con gran sensibilidad la otra mirada que para muchas mujeres de México tiene la migración; la de la espera eterna,

Vista de la exhibición en la Sala A

La Oficina del Censo de los Estados Unidos indica que actualmente hay 31.7

constante, larga y siempre dura del marido que migró para

millones de hispanos en su territorio -11.7% de la población total-, de los cuales casi

Penélope nos habla aquí de la soledad de estas mujeres que

señalan que hoy día los mexicanos representan el 65% de los 18 millones de latinos en

por supuesto, con la esperanza para ofrecer -ellas solas- un

responsables de una familia que le espera en México.

mejorar la situación familiar y que sigue sin regresar. El mito de

veinte millones son de origen mexicano. Por su parte, las autoridades de nuestro país

deben ir adelante con todo: el trabajo, la vida, la casa y también

Estados Unidos. Sin embargo, no se habla sobre cuántos de esos migrantes son

futuro mejor para sus hijos.

La fragmentación de la familia es un hecho inevitable a raíz del fenómeno migratorio.

La exposición cuenta con un total de cuarenta fotografías,

Varias cosas acontecen con esa separación, una de las más importantes: mujeres que

protagonistas y una instalación abierta a la participación del

la tragedia de la muerte no golpea a la familia, la lejanía en el resto de los casos conduce

cuatro piezas audiovisuales, testimonios de algunas de las

esperan durante años el regreso anual (en el mejor de los casos) de sus esposos. Cuando

público.

a una separación emocional de la pareja que provoca en varias ocasiones la búsqueda

El trabajo fotográfico de Héctor Mediavilla nos muestra

de una nueva compañera por parte del migrante en Estados Unidos.

mujeres mexicanas de distintas edades y condiciones, cuyos maridos emigraron a los EE.UU. Son las Penélopes del Siglo

XXI. Esperar, haya remesa o no, es lo único que les queda a

estas mujeres, madres de hasta nueve hijos, víctimas de la migración y de la desigualdad que se vive en la aún sociedad patriarcal donde nacieron.

El mito de Penélope representa la tradición patriarcal de la

mujer sumisa y obediente que, a lo largo de la historia, ha tenido gran peso sobre el papel de la mujer y ha sido retomado como imagen mediática de la fidelidad en diversas vertientes del Arte y la Literatura por varios autores. La referencia a la espera, se consagra toda en este mito, en esta mujer irreal. 36

Algunas de las imágenes que componían la muestra de Héctor Mediavilla

37


Sucede también que los hombres al iniciar una nueva vida en Estados Unidos y tener

otra familia, doblan los gastos y las remesas para la familia en México van decreciendo

incluso hasta desaparecer. Aunque muchas mujeres tomen la iniciativa de reclamar la pensión alimenticia, los trámites burocráticos de un país a otro dificultan el proceso, aunado a ello existe el hecho de que los migrantes se cambien el nombre y se vuelvan ilocalizables para las autoridades civiles.

“Viajando por algunos estados de México fui descubriendo que la situación

de la mujer que espera es algo común a pesar de lo difícil de la situación para cada una de ellas, anímica e incluso económicamente. Pues ocurre con mucha

frecuencia que el marido, al pisar tierra norteamericana, deja de hacerse responsable de la familia que dejó. Con el agravante de que al no ser un

fenómeno reconocido como patológico, no hay apoyos específicos. Existe el apoyo al migrante que regresa, pero no lo hay para las miles de mujeres

abandonadas que no reciben la conocida “remesa”. Tampoco existe una canalización para atender legalmente esta situación. Por ello creí relevante dar voz a estas mujeres “silenciadas” por la indiferencia y los roles sociales que enmarcan su cotidianidad bajo la etiqueta de “normal”. Héctor Mediavilla

Exposición de técnica mixta 7 de agosto - 29 de septiembre

Delineando márgenes Nahúm Flores

Texto curatorial: Serda Yalkin

Nahúm Flores: una estética migratoria Las diferentes series que componen la exposición Delineando márgenes, de Nahúm

Flores, están impregnadas por el comentario permanente del artista sobre las diferentes latitudes que materializan las condiciones de la migración. Unas veces sutilmente y otras más directamente, estas piezas pequeñas en técnica mixta -tanto en su inherente

materialidad como en el contenido que incorporan- abordan la deriva física y emocional propia de los estados de transición. Cada serie, que se compone de muchos trabajos

individuales, es indicativa del proceso narrativo de Flores, lo que permite al espectador leerlos individualmente o colectivamente. Diversos estratos de significación son sutilmente

revelados

a

través

de

la

construcción aditiva de técnicas, en las que el

artista combina pigmentos orgánicos, arena, polvo, tinta y acrílico tanto con dibujo como con

transferencias

fotográficas,

para

instaurar una serie permanentemente sujeta a cambios y que, por tanto, no deja de

evolucionar con el tiempo. La fluidez y movilidad no se limitan, sin embargo, a la

metamorfosis que acarrea el proceso artístico de Flores y sus resultados materiales. El elenco de personajes presentes en cada serie que

emerge

de

las

divagaciones

subconscientes del artista también parece persistir en un constante estado de flujo. De la serie: Dwellings (Aposentos). Técnica mixta sobre latas de sardina.

38

Los errantes (2013), serie conformada

por noventa dibujos en técnica mixta que 39


combinan texto e imágenes, muestra personajes amorfos situados en campos yermos. Haciendo eco del título, las figuras de

la

serie

parecen

ser

personajes

andariegos que no revelan signos de adjudicación a espacio o tiempo alguno. Más

bien,

constantemente

estas

su

figuras

mudan

estado

físico,

quedando a menudo desproporcionados,

bicéfalos, fracturados y vendados. A

veces, las figuras parecen instituirse como el

centro

de

aproximándose

a

su

los

propio

universo,

bordes

de

la

composición con cierta ufanía; otras, parecen perderse casi por completo en el fondo,

De la serie: Voces de los otros cuartos de mi casa. Técnica mixta sobre madera. 35.5 x 27.5 cm

momento

distancia.

reapareciendo para

en

deambular

Independientemente

cualquier

hacia de

la

las

diferentes fases de transformación física

que describen a cada personaje, lo que en última instancia los une es la dislocación—el no-lugar—el resultado de su proceso migratorio.

La serie Moradas (2013) contribuye de forma similar a la tensión que Flores explora

entre una deseada estabilidad en un entorno permanente y la condición antitética de un constante estado de traslado, de no pertenecer a un lugar. Compuesto por veinte dibujos en técnica mixta desarrollada dentro de latas de sardinas encontradas en viajes y paseos

diarios, los personajes que desde dentro de estas latas ojean furtivamente parecen usar

máscaras, ocultando ostensiblemente su verdadera naturaleza. Mientras que la

presencia de los personajes que se implantan dentro de objets trouvés puede comunicar un sentido de contención e intimidad que no se percibe en las obras sobre papel, persiste

un trasfondo de incongruencia. Una vivienda o casa se asocia a un lugar; acarrea estabilidad y sentido de permanencia. Las Moradas de Flores, sin embargo, no son

estáticas. Más bien se están moviendo constantemente, y sus propiedades materiales son producto de un ciclo en el que son encontradas, usadas, recicladas y rehechas: fluidas en última instancia.

De la Serie Los Herederos. 2013. Técnica mixta sobre papel. 38 x 56 cm

40

41


Consecuentemente, la materialidad y ejecución de las obras que Flores nos muestra

en Delineando márgenes, y que es una característica del trabajo de este artista en general, se convierte en uno de los medios a través de los cuales aborda la experiencia

física y cognitiva que nos acercan al tema de la migración. La manipulación de la composición, la escala y la técnica mixta -así como la combinación consciente de piezas

individuales que funcionan como parte de un todo más amplio- sirven como componentes cruciales dentro del proceso de discurrir sobre los aspectos espaciales,

temporales y culturales que conciernen a un proceso migratorio. Como resultado, le queda al espectador o espectadora reflexionar sobre el estado de flujo y la naturaleza

fragmentaria de los personajes de Flores, valorando así la deseada estabilidad que

infundimos en el sentido de pertenencia a un lugar- sin el cual nosotros también quedaríamos abandonados en un inquietante estado de transición.

De la serie Geología. Técnica mixta sobre papel. 30 x 30 cm

Detalle de la obra: Los errantes. Técnica mixta sobre láminas de madera. 73.5 x 105.5 cm

42


Exposición de fotografía. CCET / AECID 13 de agosto - 10 de septiembre

Ouka Leele:

La utopía transgresora

Texto curatorial: Manuel Romero. Comisario de la exposición "Al salir de la negra noche oscura, llamada por la muerte, pude al fin desear la vida para

siempre"1. Terribles y profundamente esclarecedoras palabras que han de servirnos para saber cómo acercarnos y tratar de entender no solo los trabajos de tan singular artista sino

también su posición en el mundo, su mirada introspectiva. Exquisita buceadora de los parámetros que jalonaron su infancia, adolescente sorprendida por el dolor y la muerte:

"pase de mí este cáliz" 2. Todo lo que ocurrió después fue un generoso torrente de

sensibilidad que ha desembocado en lo que con certeras palabras el profesor y reconocido crítico de arte Francisco Calvo Serraller ha definido como "El cuento de nunca acabar"3.

La fotografía como escudo. 2006. 90 x 150 cm

44

Generoso encuentro con la belleza. 2007. 179 x 120 cm

45


En su reciente exposición "INÉDITA" que hemos podido ver en el Museo de el Traje de

luz, como nos tiene contado Bárbara Allende, convertida ya y para siempre en Ouka

no otra cosa son los rastros biográficos que esta artista y sus personajes van dejando por el

Así pues, entregada de lleno a la fotografía, pudimos disfrutar de sus grandes

Madrid se nos revela como una artista que ha hecho de su biografía un verdadero arte, porque

mundo. Ouka Leele inicia así toda una fenomenología de la imagen cargada de emoción y de lirismo, una recuperación de la memoria familiar y adolescente que comportan por sí mismas toda un aura de nostalgia fetichista. Y en este proceso de esenciales iluminaciones, acrecentando su necesidad, pronto transmutó en cegadora luz, o lo que es lo mismo, en utopía, el espacio real que le estaba reservado para poder codificar sus sueños.

Así pues, después de la desolación, en la búsqueda de su "príncipe azul", mirándose

en el reflejo de su "alma acuática", sabedora de que "cada centímetro de superficie está

poblada de ángeles y arcángeles”, Ouka Leele en un acto de reveladora humildad acepta por fin su destino de artista, este es el día en el que, no sin pudor, escribe en su diario:

"Un rayo de luz acaba de atravesarme”, e inicia una andadura de exposiciones y

manifestaciones públicas, una trayectoria donde cada uno de sus trabajos, de sus

fotografías, no son otra cosa que el reflejo de aquella inicial introspección, el resultado de profundizar en su alma de artista. Es el momento en el que, "iluminada" por aquel rayo de

Resucitada por mis alumnos en el curso de verano de la UIMP. 1986. 110 x 115 cm

46

Leele, parece que "sabe algo de lo que espera a quienes en su lugar fue llamado"4.

proyectos, "La Cibeles", sus polaroids gigantes para Cartier, y más recientemente

"Pulpo's Boulevard". En estos trabajos y en la mayoría de las fotografías que figuran en esta exposición, podemos percibir con claridad esa singular dicotomía entre espiritualidad y carnalidad que la artista viene manifestando en sus obras. Ouka Léele,

instalada defnitivamente en el reino de la fotografía, con sabiduría transgresora parece

obedecer a las palabras de uno de los más grandes maestros del sufismo: "Gastad de aquello de lo que se os ha hecho depositarios"5. Lo que nos confirma el porqué hace tres

años mereció el Premio Nacional de Fotografía.

Asimismo, creo que no debemos dejar de subrayar el alto reconocimiento que esta

exposición ha obtenido ocupando el Pabellón de Honor en la última bienal de El Cairo, habiendo recibido la artista la Medalla de Honor por su presencia en este foro internacional.

1 Ouka Leele: “Inédita”, Ed. Ministerio de Cultura. Madrid, 2008. p. 29 2 Ouka Leele: Op. cit. p. 28 3 Francisco Calvo Serraller: “Inédita”, Ed. Ministerio de Cultura. Madrid, 2008, p. 15 4 María Zambrano: “Dedicatoria”, manuscrito. Archivo M. Romero. Madrid, 2-5-1987 5 Inb Al-arabi: “Los engarces de la sabiduría”. Ed.Hiperión S.L. No. 126. Madrid, s.f. p. 74

47

Autorretrato con peineta. 1979. 150 x 190 cm


Exhibición de reproducciones de dibujos a pluma 12-29 de septiembre UNAH-CURLA

D. José Sotero Lazo Pluma y tinta que retrataron la nación del siglo XIX Texto curatorial: Paúl Martínez. Escuela de Artes UNAH

A mediados del siglo XIX en la ciudad de Nueva York, Harper & Brothers publicaba

los relatos de un viaje realizado por un explorador estadounidense que recorría la región

centroamericana, más específicamente Honduras. Debido a las rutas marítimas de la época, su ingreso a nuestra nación se realiza vía Nicaragua solo que, a la inversa de lo

que se llamó en aquel entonces la Ruta del Tránsito, su viaje en realidad inicia en el año

1854 con la salida de la ciudad de San Francisco, California. Después de una travesía de

trece días por las aguas del Pacífico arribaría al puerto de San Juan del Sur en Nicaragua; casualidad o destino, el barco de vapor que aborda en San Francisco se llamaba “Cortez” uno de los más célebres nombres en la historia de la conquista americana por parte de la

corona española y que también realizó un viaje de exploración a nuestro país un poco

más de tres siglos atrás que el viaje realizado por William V. Wells. La ruta tomada desde

ese momento es fácil de seguir a través de la lectura del libro editado ahora en diferentes idiomas. El tema que abordaremos en este escrito es la parte ilustrada y cómo nos ayuda

Procesión del Santo Entierro en Viernes Santo, Plaza de León, Nicaragua Detalle de la ilustración de un Bongo cruzando el Golfo de Fonseca

49


a reconstruir la historia de nuestra nación éste registro gráfico realizado en parte por D.

publicado en 1857 y se han incorporado a diferentes ediciones del libro realizadas

Exploraciones y aventuras en Honduras.

dibujos aislados de él, solo conocemos su trabajo realizado en este viaje como

José Sotero Lazo, dibujos que aparecerían en el primer tiraje del libro realizado en 1857:

Si bien es cierto que el viaje de Wells obedece a fines comerciales y busca como

objetivo principal la explotación aurífera en la región del departamento de Olancho, sus descripciones concernientes a la flora, la fauna, tradiciones, personajes, etc, nos

muestran un retrato de nuestras naciones que difícilmente encontraremos en otros escritos. Estos relatos están marcados claramente por la visión de un norteamericano en

plena doctrina expansionista de los Estados Unidos de América, pero describen de una

manera pocas veces vista a la sociedad centroamericana de ese entonces, esa quizá, sea la trascendencia de esta obra.

Pese a su marcada tendencia en creer a la sociedad estadounidense muy superior a

las sociedades del resto del mundo y muy especialmente superior a la de los pueblos

centroamericanos, Wells nos retrata desde su particular punto de vista, pero nos enseña

buena parte de lo que era la Honduras de mediados del siglo XIX. Parte de esa Honduras ha sido retratada por D. José Sotero Lazo, sus ilustraciones acompañan el escrito de Wells

posteriormente. Poco sabemos de la vida de José Sotero Lazo, excepto por un par de

acompañante de Wells. El présbitero José Trinidad Reyes, menciona un retrato realizado

por Sotero Lazo, señalando que ha sido bien recibida y, como de todos es sabida la

enemistad entre el padre Reyes y el viajero Wells, extiende quizá esta querella al artista Sotero Lazo dedicándole un Epitafio bastante hiriente al fallecer éste. El padre Reyes títula a una de sus “ensaladas” con el nombre “A un Judio Neoyorkino”, en donde arremete contra Wells y sus afanes imperialistas. Este escrito se encuentra desgraciadamente

perdido pero se rescata de él la octava dedicada al epitafio de Sotero Lazo, en la que el padre Reyes le tilda de “Mister Sátiro” sin que sepamos a ciencia cierta el porqué de este título, seguramente la inquina entre Wells y el presbítero salpicó también al artista.

De D. José Sotero Lazo sabemos que nació en la ciudad de Tegucigalpa un 22 de

abril del año 1822. Sus padres fueron D. Francisco Lazo y Da. Rafaela Fiallos, de su

formación artística se sabe poco, algunos autores afirman que estudio en Europa, más

concretamente en Inglaterra, de ahí su manejo del idioma inglés que le permitió trabajar

con Wells. El mismo Wells en el Capítulo XIII de su libro describe así su incorporación al

Noche de tormenta en la montaña entre Talanga y Guaymaca, Francisco Morazán

Calle de la Concepción, Juticalpa, Olancho 50

51


viaje que preparaba para Olancho: “...Había hecho una nueva amistad: la del señor L. de

Esta misma ilustración aparece en un artículo titulado: Adventures in the Gold Fields

Tegucigalpa quien me acompañaría como dibujante, por su cuenta propia, y cuyos

of Central America, que fue publicado en 1856 por Harper’s New Monthly Magazine y,

compañero, siéndome de gran utilidad por su conocimiento de las gentes...”.

dudas obra de Wells. La descripción del dibujo en esa publicación le llama Chichicasta

dibujos que me mostró antes encontré muy buenos. Pronto hallé en él un agradable En el libro, siguiendo la costumbre editorial de no mencionar nombres propios de

personas en las publicaciones de la época, cuando Wells escribe el Sr. L, se refiere a

Sotero Lazo. Antes de su incorporación en el Capítulo XIII, vemos apenas 20

aunque el mismo es anónimo, su autoría por el tema que toca en sus líneas es sin lugar a trees, planta que por sus hojas urticantes no es muy apreciada por aquellos extranjeros que han sufrido con el simple roce de una de ellas.

En la edición de 1857, de Nicaragua se incluyeron 12 ilustraciones, siendo su

ilustraciones, incluyendo 12 de Nicaragua que aparecieron publicadas dos años atrás en

acabado y su técnica muy similares a las de Honduras; todas aparecieron publicadas

mismo Squier. Es a partir de la incorporación de Sotero Lazo a la expedición que

Exploration from Ocean to Ocean, que se publicó en Harper's New Monthly Magazine,

publicaciones de Squier y dos de Tegucigalpa, también publicadas dos años antes por el aparecen 43 ilustraciones más, aunqur no sabemos con certeza cuántas le corresponden a él su autoría, pero que sin duda alguna suponemos que su aporte fue sustancial. Sus

bocetos seguramente ayudarían a los ilustradores de Harper’s en New York a hacerse una idea más clara de los dibujos que deberían acompañar a las narraciones del viaje

realizado por el explorador estadounidense. Es en el Capítulo XIV, cuando Wells escribe sobre su estadía en la zona de Campamento, Olancho, que describe haber acompañado a Sotero Lazo para dibujar: "...Una neblina fría, más de Terranova que de climas tropicales,

cayó como un paño mortuorio sobre la montaña y los bosques, cuando salimos con L... a un cerro vecino para hacer un dibujo del lugar...". Recordemos que Wells se refiere a José Sotero Lazo, como el Sr. L.

Vegetación en los alrededores de Campamento, Olancho

52

anteriormente en un artículo de Ephraim George Squier títulado Nicaragua: An No. LXV, Vol. XI en octubre de 1855. Llama la atención la firma que aparece solo en

algunas de las ilustraciones y que se lee: H.C. del, la firma se encuentra siempre en la

esquina inferior izquierda de estas ilustraciones. Precisamente una de las ilustraciones más conocidas del libro y a la que muchos autores acreditan como hecha por Sotero

Lazo tiene esta firma, la famosa imagen de las iglesias de la Catedral y de La Concepción, solo que la misma apareció en la publicación de 1855 titulada: Notes on Central America particularly the States of Honduras and San Salvador: Their geography, topography,

climate, population, resources, productions, etc., etc., and the proposed Honduras Inter-oceanic Railway, editado por AMS Press de New York, y cuyo autor es Ephraim George Squier.

Iglesia de La Concepción y Parroquia, Tegucigalpa, Francisco Morazán

53


Aunque no podemos vincular a Sotero Lazo con la autoría de esta ilustración, vale la

pena reflexionar sobre ella, no está demás mencionar la belleza que mostraba la ciudad

capital a mediados del siglo XIX, limpieza y gusto arquitectónico que en gran medida hemos perdido en la actualidad, pero que ilustraciones como esta nos permiten admirar.

Ahí radica la importancia de conocer y profundizar estudios de nuestra memoria gráfica,

las iustraciones que acompañaban a infinidad de publicaciones realizadas a todo lo largo del siglo XIX nos enseñan como era nuestra sociedad en ese momento, nos permiten

viajar al pasado y conocer nuestros orígenes como Nación. El ilustrador del siglo XIX -que hacía las veces del moderno fotógrafo documental- al pararse a bocetar en un sitio cualquiera de nuestras naciones, nos legó en su arte un fragmento de nuestra historia,

retazos del pasado que estamos en la obligación de reunirles para construir la línea de tiempo del arte y sus creadores, así como la historia implicita en él.

Para reproducir las ilustraciones de está investigación y de la exhibición que se

muestra de ellas, se ha hecho un escáner de las que aparecen en la edición original del

libro realizada en 1857. La descripción del capítulo en la que se encuentran y el lugar

geográfico en donde se ubican, también corresponde a esta primera edición, las citas en español que se han utilizado en esta muestra se tomaron de la tercera edición del libro, realizada en 1982 por la Editorial Universitaria Centroamericana.

La descripción de lugares, objetos, personas, animales, plantas y otro sin fin de

elementos que era la América Central de mediados del siglo XIX es lo que hace valiosa

está publicación. Si a esto le sumamos el aporte a las ilustraciones realizado por el artista Sotero Lazo, encontramos más valor a su estudio, a su análisis, a su difusión. No sabemos a ciencia cierta la cantidad de dibujos sobre Honduras que realizó Sotero Lazo

de los que aparecen en la edición original del libro; conocemos poco del arte hondureño anterior al siglo XX, pocas investigaciones se han ocupado de este tema, pero los apuntes y bocetos de Sotero Lazo para este libro significaron sin duda un aporte

sustancial al mismo. Sus obras le convierten en el artista que nos enseña como era la Honduras de su tiempo, a través de su pluma nos describe la sociedad en que le tocó

vivir, con su tinta nos transmite las vivencias, la cultura y el paisaje que nuestra Nación tenía siglo y medio atrás.

Detalle de la ilustración de las ruinas de Olancho el Viejo, al pie del Cerro El Boquerón, Olancho 54


Exposición de retratos

18 de septiembre -2 de octubre

Homenaje

Henry Godoy y Yoel Galo Texto curatorial: Rúdrico E. Argueta. Curador del Banco Central de Honduras Henry

Godoy

y

Yoel

Galo

son

talentosos dibujantes recién graduados de

la Escuela Nacional de Bellas Artes. En esta exposición materializan el deseo largamente acariciado desde que eran estudiantes,

de

rendir

homenaje

y

agradecer a las personas que trabajan en

la ENBA, porque según sus propias palabras “...La institución no es el edificio, son las personas, los maestros son la institución

y

ellos

aprender a ver...”. Esta

nos

exposición

enseñaron

magnifica,

a

es

expresión de la gratitud de estos jóvenes artistas para con sus mentores.

Para ellos el dibujo se constituye en un

método, una herramienta que les permite canalizar su expresión plástica y el retrato

como tema. Con su grado de dificultad, se convierte en un gran reto, conocen sus

Yoel Galo. Retrato de Blás Aguilar. Lápiz gráfito sobre papel acuarela. 50.8x68.58 cm

requerimientos y los profundizan, la luz y la

sombra, el parecido, capturar la expresión,

lo que distingue y personaliza a sus modelos; mayor reflexión, esmero y dedicación. Acción que paralelamente llevan con la experimentación de materiales para llevar toda esta Henry Godoy. Retrato de David Banegas. Lápiz tinta sobre papel acuarela. 50.8 x 68.58 cm

56

muestra a otro nivel, a partir de la base aprendida en la Escuela Nacional de Bellas Artes. 57


Su esfuerzo, su interés, su intención de mucho aprecio por

la academia, por todo lo aprendido, los impulsa con gran

motivación para emprender su camino, revisar sus propósitos;

que como dueños de todo lo aprendido y logrado se dirigen a la exploración creativa de las infinitas posibilidades en el universo del arte.

Yoel Galo. Retrato de Rúdrico Ernesto Argueta. Lápiz tinta sobre papel acuarela. 50.8 x 68.58 cm Henry Godoy. Retrato de Miguel Rodríguez. Lápiz gráfito sobre papel acuarela. 50.8 x 68.58 cm

58


Exposición de pintura 3-30 de octubre

Deconstrucción Sócrates Cruz

Texto curatorial: Rúdrico E. Argueta. Curador del Banco Central de Honduras Egresó de la Escuela Nacional de Bellas Artes en el año 2005, actualmente continúa sus

estudios en la Facultad de Arquitectura de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras. Su interés por la arquitectura no le impide realizar su trabajo pictórico que ahora se ve

sometido a nuevas ideas para realizar su primera exposición individual articulando un discurso coherente con nuevos planteamientos derivados de corrientes actuales del pensamiento contemporáneo como la "deconstrucción", que se enmarca dentro de las

ideas de la posmodernidad (Lyotard, Foucault, Derida, Vattime). La idea de este corriente es más la destrucción que la construcción de los elementos arquitectónicos y la exhibición

de contradicciones espaciales y de todo tipo,

lo

llamativo

visualmente,

fuertemente ligado a la naturaleza frágil e indeterminada de la cultura de consumo,

lo descartable, la obra parece levantarse y derrumbarse simultáneamente.

Sócrates, desde la pintura como

plataforma de su propuesta, desarrolla

ese concepto sin renunciar a los requerimientos de la composición para articular una propuesta desvinculada de

cualquier función representativa para entrar en la articulación del espacio, los planos,

las

líneas

con

todas

sus

posibilidades dónde el color también cumple una función importante, los

elementos se articulan con vida propia Caos controlado. 2013. Acrílico sobre lona. 100 x 75 cm

Tami de luz. 2013. Acrílico sobre lona. 100 x 75 cm

60

61

justificados en sí mismo por la voluntad interior del artista.


La dinámica es hacia el interior integrándose y separándose al mismo tiempo en un

todo, el color se plantea con sus particulares cualidades, el contraste, la degradación, la

complementariedad, el trazo subjetivo y gestual que obedecen al ritmo interior del espacio, en cada obra lo esencial es lo que prevalece.

Todo se estructura modificando las superficies el color o simplemente los esquemas

mentales mediante los cuales el observador puede o no conferir sentido a lo que ve.

Más allá de los acercamientos entre poéticas y conceptos filosóficos queda el hecho

de que la experiencia creativa de este joven artista ha sido una gran aventura del espíritu que le permite la libertad para la creación dentro del gran universo del arte.

Fragmento No. 4. 2013. Acrílico sobre lona. 60.96 x 45.75 cm Fragmento No. 2. 2013. Acrílico sobre lona. 60.96 x 45.75 cm

62

63


Exposición de fotografía en homenaje a Juan Pablo Martell 8-30 de octubre

Memorias

Medio siglo en fotografías Texto curatorial: Paúl Martínez. Escuela de Artes, UNAH Este proyecto, que es el pequeño homenaje a una vida entera dedicada a la

documentación fotográfica de nuestra nación, nace en el año 2011 en el marco de la

celebración del V Congreso de Investigación Científica, evento convocado por la

Dirección de Investigación Científica de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras. En el año 2012 se presentó el proyecto a la Dirección de Investigación Científica para

optar a un fondo de Beca Sustantiva que permitiera continuar con la investigación y

adquirir de forma definitiva los originales fotográficos generados en los últimos 60 años

por el maestro Juan Pablo Martell, proyecto que fue finalmente aprobado. De esta manera nace el Fondo Documental de Fotografía “Juan Pablo Martell”.

Todos los originales que componen este fondo fotográfico han sido entregados por

el autor en negativos de película flexible, los más antiguos se hicieron en película de nitrocelulosa y otros, en su mayoría, en película

de seguridad (safety-film). Alrededor de 12,000 negativos a color y en blanco y negro, película

reversible a color en formatos 135 y 120 mm componen este banco de imágenes. Catorce de los dieciocho departamentos de nuestro

país se encuentran registrados gráficamente en él: sitios arqueológicos, monumentos

culturales, centros históricos, paisajes urbanos y rurales, culturas vivas, son solo algunos de los tantos temas retratados por el lente del

artista. En formato profesional 120 mm existen

fotografías de 1953 a 1973, en formato 135

Mercado indígena en Erandique, Lempira

mm de 1975 al año 2011. Para el tema de la 64

65

Caxa Real, Comayagua


Edificio de la antigua Comandancia de la Naval en Amapala, Valle

Pescadores en el Golfo de Fonseca, Valle

presente exhibición fotográfica, se escogieron 20 imágenes en formato 120 mm, elegidos

queda en la actualidad más que el recuerdo, en una toma aérea del centro histórico de

muestra incluye imágenes del Parque Arqueológico de Copán cuando algunas de sus

Metropolitana, algunas casas de arquitectura tradicional en la actualidad ya destruidas y

por ser los negativos de mayor antigüedad y presentar mejor calidad de reproducción. La principales estructuras aún se encontraban como montículos; se pueden apreciar

también en esta muestra construcciones ahora pérdidas, como la antigua Comandancia de la Naval en Amapala, Valle; retratos de nuestros pueblos indígenas ahora casi imposibles de realizar, como el bello rostro de una niña miskita que con sonrisa inocente

mira directamente a la cámara del autor. Podemos apreciar también fotografías aéreas que nos muestran los cambios ocurridos con el paso del tiempo, una toma de la Bahía de

Omoa con su imponente Fortaleza San Fernando, nos enseña el brazo de mar del cual no 66

San Pedro Sula podemos ver aun los andamios de construcción de la Catedral

amplias zonas de áreas verdes en donde ahora lo que podemos ver son zonas

comerciales. Estas son solo algunas referencias de las fotografías exhibidas en esta muestra, imágenes que retratan de manera gráfica, nuestra historia como Nación.

Juan Pablo Martell inicia en 1953 su trabajo en el Instituto Geográfico Nacional, el

lugar que sin saberlo en ese momento le daría la oportunidad perfecta para desarrollar su

arte fotográfico. Para su capacitación profesional realizó una serie de viajes de 67


La

fotografía

documental

no

es

simple, no basta el conocimiento técnico y

formal de la cámara fotográfica, lentes,

luces y todo lo que concierne a la toma en sí, en pocos casos, este conocimiento técnico y la pasión del artista se unen para

crear imágenes únicas, retratos de la

época en que le tocó vivir que sobreviven a su creador y se transforman en

leyendas, olvidándose inclusive el nombre de quien las captó, pero imágenes vivas y siempre

presentes

permite

revivir,

en

la

memoria

o

recordar

colectiva. La fotografía documental nos conocer

Iglesia evangélica, San Pedro Sula, Cortés

maravillas naturales, culturales o de cualquier índole de un país o región, más aún cuando

lo que retrata la fotografía ha desaparecido por cualquier razón, las imágenes adquieren

su verdadera trascendencia como herencia única de lo que desgraciadamente hemos perdido. El maestro Martell ha recorrido nuestra nación buscando la mejor imagen que le

retrate y ese es el gran mérito de él, documentar desde la sencilla casa de bahareque al interior de nuestras comunidades rurales, hasta el monumental templo religioso o el

moderno edificio comercial. Cada faceta de nuestra sociedad ha sido captada en más de alguna imagen del maestro Martell a lo largo de las últimas seis décadas y más allá de la

discusión que siempre ha existido alrededor del concepto artístico de la belleza. Las imágenes de Martell y el artista mismo

defienden el concepto de esa belleza

clásica: la fotografía bien realizada, el Antigua Casa Presidencial, Tegucigalpa, Francisco Morazán

enfoque

preparación en distintas áreas de esta disciplina y en diferentes países a lo largo de su

conocimiento de la fotografía y su proceso

carrera profesional para esta Institución, su trabajo en esta dependencia del Estado pronto lo convirtió en el coordinador del área de fotografía aérea de la Institución, un cargo y una responsabilidad verdaderamente compleja, ya que la fotografía aérea para fines cartográficos es complicada. Gracias al trabajo realizado para el Instituto Geográfico Nacional podemos admirar la cantidad y calidad del material producido por el

maestro Martell. Un mapa siempre le acompañó y todas sus giras, aun las realizadas

después de retirarse de esta dependencia, fueron planificadas en base a una ruta de viaje

basada en el mapa de la zona a visitar; una ruta meticulosamente trazada en base al conocimiento cartográfico del maestro.

68

perfecto,

la

composición

cuidada. No es casualidad que este

sea ahora transmitido a través de talleres por el artista en distintos espacios y a diferentes públicos, sean jóvenes, adultos o adolescentes; ese es otro aporte fundamental del maestro Martell: crear una nueva generación de fotógrafos que

registren la historia contemporánea de nuestra Nación.

Parque Arqueológico de Copán

69


La idea de esta investigación es mostrar la importancia que tiene en la construcción de

nuestra historia como Nación, tanto la imagen fotográfica, como el artista que la captó. Cuando hablamos de fotografía documental, por lo general olvidamos que detrás de cada imagen existe un artista gráfico que la creó. La fotografía de Juan Pablo Martell nos permite

reconstruir escenas ahora perdidas de la Honduras urbana y rural de los últimos 60 años, imágenes que ahora se convierten en una fuente de primera mano para construir la historia de los lugares que aparecen en ellas, imágenes que no serían posible sin la intención y el

trabajo profesional del artista que en un momento dado de nuestra historia las hizo realidad. Para los que nacimos a la fotografía en las últimas décadas del siglo XX y hemos visto

el paso de la tecnología análoga a la tecnología digital, nos es más fácil entender a cabalidad la trascendencia y el enorme esfuerzo dedicado por el maestro Martell en crear y atesorar uno de los registros fotográficos más completos y de mayor continuidad en

nuestro país, en años en los que la toma se contaba como un cuadro de película negativa o en color, en donde pese a la cantidad ilimitada de película que se llevaba a su gira de campo consigo, el fotógrafo tenía que pensar muy bien cada toma que se hacía -muchas

veces por el simple hecho de que la película se terminaba- conocer todo el material recopilado por este maestro es digno de alabarse.

La producción fotográfica nacional solo nos ha dejado una historia visual y mucha de

ella simplemente se ha pérdido, no sabemos con certeza cuántos archivos fotográficos han desaparecido, la historia de quienes han hecho estas fotografías no la conocemos,

por lo que el aporte que estas imágenes nos podían dar en la investigación social, artística o de cualquier índole, se ha perdido junto con ellas.

La creación del Fondo Documental de Fotografía “Juan Pablo Martell” avalado por la

Universidad Nacional Autónoma de Honduras y financiado por la Dirección de Investigación Científica, es sin lugar a dudas una herramienta de primer orden para investigadores, docentes, estudiantes y la sociedad hondureña en general. Será un fondo

que permitirá normar y coordinar la catalogación, digitalización, conservación y reproducción de los archivos fotográficos bajo la custodia de la Institución, su creación

abrirá espacios de discusión académica, el desarrollo de conversatorios, conferencias y el montaje de exhibiciones de las fotografías pertenecientes a esta colección.

La constitución de este fondo fotográfico es solo el primero de muchos pasos que

habrá que dar para construir la historia de la fotografía documental en Honduras, es el

primer paso también para la creación de la Fototeca de la UNAH, esperamos que esta sea la primera de muchas investigaciones alrededor del tema de la fotografía documental y su importancia como testimonio fiel en la construcción de nuestra historia como Nación.

70

Niña en bomba de agua, Francisco Morazán

71


Exposición de frottage y fotografía 1 de noviembre - 7 de diciembre

Cementerio General Gustavo Armijo El Cementerio General:

del ideal de la ciudad letrada a la marginalidad Texto curatorial: Edgar Soriano Ortíz. CAC-UNAH La historia de Comayagüela estuvo marcada por albergar como población a

indígenas tributarios, sin embargo en el siglo XIX la situación comenzó a cambiar cuando

las tierras comunales fueron enajenadas por la presión mercantil que traía consigo la llegada de extranjeros y sus alianzas familiares con las familias de poder local. El

ayuntamiento fundado en 1820 tras la segunda jura constitucional de la monarquía española comenzó a propiciar el camino a la nueva dinámica económica y política que se fraguaba en el siglo XIX. En 1849, por ejemplo, Comayagüela obtuvo el título de villa

y

se

emitieron

disposiciones

municipales para permitir el desarrollo

urbano. En la década de 1870 cuando las primeras

influencias

de

las

reformas

liberales se asimilaban como el futuro para

el desarrollo, la municipalidad contrató al ingeniero José Esteban Lazo (quien cursó

estudios de ingeniería en Europa) para realizar

el

Comayagüela.

trazado

urbanístico

de

La apertura de un Cementerio General

se convirtió en una necesidad urbana ante el

El artista Gustavo Armijo.

Paúl Martínez. Piedad, escultura que decora el mausoleo de Julio Lozano Díaz. Fotografía digital en blanco y negro. 100 x 127 cm

73


Frottage de la lápida en la tumba de Matias Wosk

insuficiente pequeño cementerio del Barrio Abajo de Tegucigalpa y por la necesidad de ordenar la salubridad de la ciudad y la gemela Villa de Concepción Comayagüela

-durante todo el siglo XIX el juicio predominante sobre las epidemias recaían en la

necesidad de llevar un mejor control de

Frottage de la lápida en la tumba de Visitación Padilla

elites en su afán de consolidar la “ciudad

preocupación por la higiene estaba presente. El Presidente Luis Bográn (1883-1891)

siglo XIX.

desde Tegucigalpa. Otro ejemplo sería las decoraciones y limpieza de la calle al

los entierros- que tanto promulgaban las

liberal” o “ciudad letrada” de finales del El Cementerio se edificó entre 1879 y

1880 y la propiedad pasó a ser de la Municipalidad

de

Tegucigalpa,

sin

para

la

administración

del

Tegucigalpa, Jesús Estrada, en 1890.

La ampliación y la alianza entre los ayuntamientos de ambas ciudades gemelas se

convirtió en muchos momentos en un malestar, por lo que los intentos de mejorar el

camposanto y mejorar la vía desde el otro

durante las sesiones de cabildos.

fusionar

para ingresar a dicho lugar. En el ideal de

las elites liberales que habían tomado el poder en 1876 el desarrollo urbano y la

74

cementerio al acercarse el día de muertos, así lo exponía el regidor municipal de

embargo se realizaron varios diálogos

lado del río y de la quebrada (El Sapo) Frottage de la lápida en la tumba de Federico Yu-Shan, Mausoleo familia Yu-Shan

donó un carro fúnebre en 1889 para contribuir a la ritualidad de la procesión de entierro

funcionamiento del Cementerio se manifestaban en el discurso y en las mociones Entre las medidas tenemos en 1901, Francisco

Martínez, presentó un plan para la venta de lotes y propiciar un mejor ordenamiento. El 29 de agosto de 1907 ambos ayuntamientos suscribieron un acuerdo para darle

mantenimiento en condiciones igualitarias, pero que en la realidad fueron un problema entre ambas municipalidades, por ejemplo en 1913 el Alcalde de Comayagüela,

75


Hermenegildo Valle, mocionó para que se le exigiera a la municipalidad de Tegucigalpa cumplir con el acuerdo de construcción del muro frontal.

Comayagüela durante el proceso de Reformas Liberales planificó con ciertas

limitantes su urbanidad, se convirtió en un punto vital para la dinámica mercantil de la

ciudad, incluyendo a Tegucigalpa, sin embargo en el intento de centralización política y tener mayor control de la población el Partido Nacional que encabezaba Tiburcio Carías Andino abolió su ayuntamiento en 1937 y creó la Municipalidad del Distrito Central. Los efectos de la abolición del cabildo de Comayagüela no se han estudiado a profundidad,

pero es perceptible que la ciudad creció sin planificación urbanística y que el mercado se desarrolló sin controles adecuados. El Cementerio General y el centro histórico de la

ciudad comenzaron un proceso de detrimento que se evidencia en las calles dañadas, drenajes colapsados, un mal manejo de los desechos sólidos, asaltos a mano armada,

extorsión, disputas de territorios por pandillas, corrupción institucional del Estado. La idea de las elites gobernantes de finales del siglo XIX y de la primera mitad del siglo XX

de desarrollar la ciudad se esfumó frente a una realidad de exclusión social y de explotación económica mercantil sin planificación. El Cementerio General es la prueba del descuido patrimonial y de la marginación de Comayagüela, este espacio se ha vuelto

Frottage de la lápida en la tumba de Marcos Carías Reyes

peligroso para los familiares de los difuntos enterrados o para los funerales actuales. Un

ejemplo de ello fue el funeral (11 de agosto de 2013) del ex director técnico

del equipo de futbol Olimpia, Carlos Cruz

Carranza, en que asaltaron e hirieron de bala a un asistente.

En conclusión el Cementerio General

alberga las criptas de hondureños y hondureñas

de

la

historia

política,

económica, artística y cultural del país, sus diseños arquitectónicos son parte

del patrimonio tangible de la ciudad, es

urgente su rescate y mantenimiento adecuado.

Frottage de la lápida en la tumba de Ramón Rosa Frottage de la lápida en la tumba de Juan Ramón Molina.

76

77


Instalación

1 de noviembre - 7 de diciembre

Altar de Muertos Embajada de México en Honduras

Texto curatorial: Víctor Hugo Morales. Embajador de México en Honduras

Amigas y amigos: México quiere estar presente con sus tradiciones, sus costumbres, su arte y su cultura

en todos los rincones del mundo, de manera particular en países con los que compartimos

una historia común como lo es Honduras. Por ello, la Embajada de México emprendió la

tarea de montar un altar de muertos -que es una ofrenda por la vida- mismo que representa y expresa una de las tradiciones más sentidas por los mexicanos, más vivida por el pueblo

y que mejor refleja el sentir de la mexicanidad. Permítanme comentarles la esencia de esta tradición que es a su vez una celebración de vida.

Para el mexicano, la muerte es una presencia perseverante; no es el fin de la vida, sino

una manera de prolongar el contacto y el aprecio hacia los seres queridos, es una fiesta de unidad familiar, que fortalece la identidad del mexicano, refuerza las relaciones interfamiliares y, con ello, los vínculos sociales y comunitarios. La celebración de la muerte,

en el Día de Todos los Santos y los Fieles Difuntos, es una forma de estar cerca de los parientes y amigos que han dejado este mundo, pero cuya presencia y memoria perduran. Se trata de una celebración que une la tradición indígena de conmemoración a los muertos

común a todas las culturas prehispánicas, incluida la maya y cuyos testimonios aún

perduran en las ruinas de Copán, y el legado religioso traído a esta región por los españoles. En México la tradición del día de muertos es una fiesta por la vida, en la que se funden

colores, olores y sabores para la convivencia de vivos y muertos. Es una celebración de la

memoria, que privilegia el recuerdo sobre el olvido. La muerte y la vida se funden así en el

imaginario colectivo mexicano para celebrarlas en un rito, que es al mismo tiempo sagrado y profano, pero siempre de un enorme respeto a lo que está más allá de la vida.

En este magnífico espacio del Centro de Arte y Cultura de la UNAH, hemos recreado

un altar de muertos, que es un ejemplo de una ofrenda que las familias mexicanas brindan

78

Altar de los Muertos, una costumbre arraigada en el gusto popular del puebo mexicano, en la imagen podemos apreciar la riqueza de materiales utilizados para confeccionarle.

a sus difuntos. Está conformada por flores, alimento, bebidas e inciensos; por imágenes religiosas y por fotografías de los difuntos. Es una expresión popular para aproximarse a los

seres queridos que han muerto, para acercarles las bebidas y los alimentos que en vida les eran gratos. Es una forma de preservar la memoria familiar.

Para quienes por primera vez se acercan a esta festividad mexicana, deseo comentar

que no se trata del seudo culto moderno a la llamada Santa Muerte. El Día de Muertos es, en cambio, un evento de una tradición cultural de México y los mexicanos. No es una

reacción a la influencia de corrientes anglosajonas alusivas a esta época, que la

modernidad trata de imponer. La mexicana la antecede -es herencia de las civilizaciones

indígenas- y se nutre de historia y de la religión que trajeron consigo los europeos en el siglo XVI. De hecho, es conveniente que todos lo sepamos, la festividad mexicana del “Día de

Muertos” es Patrimonio Inmaterial de la Humanidad desde 2003, considerada así por la UNESCO.

La muerte -a los mexicanos- nos fascina, nos seduce. No le tememos, sí le

respetamos. Nos acercamos a ella y la hacemos nuestra de diversas maneras: en grabados

y caricaturas, en el arte y en las artesanías, en la literatura y en el cine, en la comida y en las fiestas. Nos seduce por lo que tiene de misterio, nos fascina por porque la entendemos

como una continuación de la vida. Esta festividad encierra un fuerte significado

79


Detalle de algunos de los elementos que componen el Altar de los Muertos, en donde las calacas ocupan un sitio predominane, pleno de simbolismos. Altar elaborado en memoria de Johnny Laboriel.

El color, las flores, las velas encendidas y las calacas del Altar de los Muertos, hacen de esta manifestación cultural del pueblo mexicano una verdadera obra de arte.

sociológico. Si por un lado sentimos profunda atracción por la muerte, también es cierto

surrealista, basaba su aprecio por México en tres razones: la Revolución Mexicana, el

que desde el juego, la ironía, el chiste, el relajo, los mexicanos le damos la vuelta a la solemnidad para afirmar nuestra existencia, como una reconciliación con el más allá.

El Día de los Muertos se ha convertido en uno de los símbolos culturales de México y

el festejo a la muerte es uno de los elementos más auténticos de la cultura popular mexicana. Por ello, no es de sorprender que la muerte se encuentre presente en algunas de las obras más emblemáticas de la cultura mexicana y haya sido el tema central de

importantes artistas, particularmente del excelente grabador José Guadalupe Posada, cuya obra está presente estos días en el Instituto Hondureño de Cultura Hispánica, pero también de connotados pintores como Diego Rivera con su Catrina en la Alameda Central o de excelentes cineastas como Roberto Gavaldón con la película Macario.

Una de las obras cumbres de la literatura mexicana, Pedro Páramo, de Juan Rulfo es

una novela que muestra la intimidad mexicana con la muerte, en ella la línea entre vivos y

muertos se desvanece, la muerte es parte de la vida, la vida es un encuentro con la muerte. Otra de las obras fundamentales en la literatura mexicana, El laberinto de la soledad, de Octavio Paz -a quien estaremos celebrando su Centenario de nacimiento en 2014-, dedica un capítulo al “Día de Muertos”. También grandes intelectuales internacionales se han

detenido a estudiar y se han fascinado por esta fiesta mexicana. André Breton, francés y

80

humor dual de los mexicanos, y el poder de reconciliación de la vida y la muerte, representado de una manera muy clara con la celebración del Día de Muertos.

Las civilizaciones mesoamericanas que florecieron tanto en suelo mexicano como

hondureño creían que los muertos participaban directamente en temas vitales como la cosecha, la reproducción y las enfermedades, y les dedicaban un gran número de rituales.

Por ello, las celebraciones cristianas de Todos los Santos y los Santos Difuntos encontraron

muy buena recepción entre los indígenas. Esas fechas cristianas coincidían -además- con el calendario ritual indígena, en el que se celebraba la fiesta de los niños muertos

-Miccailhuitontli- y de los adultos -Xoxotlhuetzi-. Además, eran justamente los días de los rituales para la cosecha de otoño.

Nuestros pasados indígenas concebían las ofrendas como un intercambio con los

muertos, cuya fuerza vital era atraída por el incienso, la comida, las flores y las oraciones.

Los muertos expresaban la fertilidad de la tierra y se les invocaba para participar de los frutos. En la actualidad, el “Día de Muertos” conserva en México elementos tanto españoles como indígenas: conviven los santos y las velas con el cempasúchil y el papel picado. Es pasado y es presente, pero es también futuro. Es creencia y es tradición. Es amor y es respeto. Es cultura.

81


Exposición de caricaturas

7 de noviembre - 7 de diciembre

Honduras 2013 Elías Daniel Euceda

Texto curatorial: Nadia Cáceres. CAC-UNAH Elías Daniel Euceda, artista gráfico, ilustrador y caricaturista, egresado de la Escuela

Nacional de Bellas Artes, nos presenta su primera exposición de caricatura política “Honduras 2013”.

Dentro del periodismo escrito, la caricatura política como género artístico, ha jugado

un papel muy importante en la vida social y cultural del país. “Honduras 2013” es una

radiografía elocuente cargada de humor, sátira e ironía del panorama político actual. Su inspiración son las noticias de connotación nacional de los medios impresos locales que

informan o denuncian los vejámenes producidos por las injusticias, el despotismo y los malos manejos de los respectivos gobernantes.

Congreso de miedo. 2013. Aguada a la Acuarela. 82 x 23 cm. A la izquierda, un detalle de la misma.

83


Obras como: “Congreso de miedo”, “La justicia al desnudo” y “Así se limpian los

pecados,” muestran el compromiso que asume su discurso con la sociedad hondureña

al abordar temas como crisis económica, la corrupción, la violencia, la ingobernabilidad entre otros.

Algunas de las propuestas el discurso suele ser sutil pero se ve acentuado por los

trazos, el color y el simbolismo connotativo que profundiza la esencia de lo onírico y que

ponen entre dicho los discursos oficiales. Ocasionalmente Euceda suele ridiculizar sus conflictos personales el cual son motivo de inspiración en algunos de sus trabajos, para dejar al descubierto sus debilidades y replantearse como ser humano.

“Honduras 2013” busca el realce de los procesos significativos de enfrentamiento y

la descalificación de la política oficial, lo cual es propio del discurso polémico en que se enmarca la muestra.

La caricatura se vuelve el vehículo de expresión de la sociedad, de quienes no se

atreven a polemizar o denunciar la realidad social en que vivimos; es la voz cantante del pueblo “…la caricatura es catarsis que no se solaza en la risa y en la mofa… la catarsis es

el acto de justicia que se hace tangible en los procesos oníricos de construcción de la caricatura…por ende esta muestra es una invitación a sentir…”.

Cortale mi Salvatore. 2013. Aguada a la Acuarela. 82 x 23 cm

84

Democracia al desnudo. 2013. Aguada a la Acuarela. 23 x 82 cm

85


Miradas al Arte CAC-UNAH 2013  

Catálogo de las exhibiciones presentadas en el año 2013 en el Centro de Arte y Cultura de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you