Issuu on Google+

Parroquia

“Corazón de María” N° 267

“S. DE LA SANTISIMA TRINIDAD” 3 de Junio 2012

PRESENTACIÓN El pueblo elegido, en el Antiguo Testamento, adoraba al Dios vivo y verdadero, que se da a conocer como un Dios que salva y entra en diálogo con el hombre. El Señor con sus palabras y acciones salvadoras, muestra su favor con el pueblo que Él ha elegido. El Espíritu Santo, que actúa en nosotros, nos da la conciencia de nuestra filiación divina y quien vive la vida auténticamente cristiana sabe que está en intimidad con la Santísima Trinidad, y que por lo mismo no debemos temer de seguirlo, aún en el camino de la cruz. Jesús, hijo de Dios, ha revelado al mundo al misterio de Dios, uno y trino. Este Dios que es todo amor, que hace que el hombre no viva solamente de pan, ni de fatigas, ni de miedos, sino que viva en el amor y tenga el gusto pleno de toda la vida. En la solemnidad de la SANTISIMA TRINIDAD, tengamos presente en nuestras vidas el Dios que son tres personas distintas pero un solo Dios no más.

“Oración Comunitaria o Colecta”

Dios Padre, que al enviar al mundo al Verbo de verdad y al Espíritu de santidad, revelaste a los hombres tu misterio admirable, concédenos que al profesar la fe verdadera, reconozcamos la gloria de la eterna Trinidad y adoremos la unidad de su majestad omnipotente. Por Jesucristo nuestro Señor. Amén. Primera Lectura: “El Señor es Dios ˗allá arriba, en el cielo, y aquí abajo, en la tierra- y no hay otro” Lectura del libro del Deuteronomio. (Deut. 4, 32-34. 39-40) Moisés habló al pueblo diciendo: Pregúntale al tiempo pasado, a los días que te han precedido desde que el Señor creó al hombre sobre la tierra, si de un extremo al otro del cielo sucedió alguna vez algo tan admirable o se oyó una cosa semejante.

¿Qué pueblo oyó la voz de Dios que hablaba desde el fuego, como la oíste tú, y pudo sobrevivir? ¿O qué dios intentó venir a tomar para sí una nación de en medio de otra, con milagros, signos y prodigios, combatiendo con mano poderosa y brazo fuerte, y realizando tremendas hazañas, como el Señor, tu Dios, lo hizo por ti en Egipto, ante tus mismos ojos? Reconoce hoy y medita en tu corazón que el Señor es Dios «allá arriba, en el cielo, y aquí abajo, en la tierra» y no hay otro. Observa los preceptos y los mandamientos que hoy te prescribo. Así serás feliz, tú y tus hijos después de ti, y vivirás mucho tiempo en la tierra que el Señor, tu Dios, te da para siempre. Palabra de Dios. R./ Te alabamos, Señor.

Santuario San Judas Tadeo - Santuario P. Mariano Avellana Zenteno # 764 - Santiago Centro - Fono: 698 94 91


Salmo Responsorial: (Sal. 32, 4-6. 9. 18-20. 22)

EVANGELIO:

La palabra del Señor es recta y Él obra siempre con lealtad; Él ama la justicia y el derecho, y la tierra está llena de su amor. R.

La palabra del Señor hizo el cielo, y el aliento de su boca, los ejércitos celestiales; porque Él lo dijo, y el mundo existió, Él dio una orden, y todo subsiste. R.

“Bautizándolos en el nombre del Padre y el Hijo y del Espíritu Santo” Lectura del Santo Evangelio según San Mateo (Mt. 28, 16-20) R/Gloria a ti, Señor

Los ojos del Señor están fijos sobre sus fieles, sobre los que esperan en su misericordia, para librar sus vidas de la muerte y sustentarlos en el tiempo de indigencia. R. Nuestra alma espera en el Señor: Él es nuestra ayuda y nuestro escudo. Señor, que tu amor descienda sobre nosotros, conforme a la esperanza que tenemos en ti. R. Segunda Lectura: “Ustedes han recibido el espíritu de hijos adoptivos, que nos hace llamar a Dios «Abbá», es decir «Padre»” Lectura de la carta del apóstol san Pablo a los cristianos de Roma. (Rom. 8, 14-17)

Hermanos: Todos los que son conducidos por el Espíritu de Dios son hijos de Dios. Y ustedes no han recibido un espíritu de esclavos para volver a caer en el temor, sino el espíritu de hijos adoptivos, que nos hace llamar a Dios «iAbbá!», es decir, «iPadre!». El mismo Espíritu se une a nuestro espíritu para dar testimonio de que somos hijos de Dios. Y si somos hijos, también somos herederos, herederos de Dios y coherederos de Cristo, porque sufrimos con Él para ser glorificados con Él. Palabra de Dios. R./ Te alabamos, Señor.

Después de la Resurrección del Señor, los once discípulos fueron a Galilea, a la montaña donde Jesús los había citado. Al verlo, se postraron delante de Él; sin embargo, algunos todavía dudaron. Acercándose, Jesús les dijo: «Yo he recibido todo poder en el cielo y en la tierra. Vayan, y hagan que todos los pueblos sean mis discípulos, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, y enseñándoles a cumplir todo lo que Yo les he mandado. Y Yo estaré con ustedes todos los días hasta el fin del mundo". Palabra del Señor /R. Gloria a ti Señor Jesús


COMENTARIO: Mateo 28,16-20 Hoy celebramos a la Santísima Trinidad. Es el día en que resaltamos la obra de Dios en toda su inmensidad: como Creador de todo (Padre), como Salvador de toda la humanidad (Hijo) y como el amor que permanece con nosotros, en nuestros corazones, todos los días de nuestras vidas (Espíritu Santo) Ya celebrábamos la semana pasada al Espíritu Santo en particular y reconocíamos los dones que nos da todos los días para poder cumplir nuestra misión. El texto de hoy nos explica cuál es esta misión. Jesús, después de su resurrección, se encuentra en un monte de Galilea con los Once y al verlo ellos se postran y algunos dudan. Este texto es símbolo y resumen de toda la enseñanza de Jesús: estamos en un lugar lejos del centralismo de Jerusalén sobre un monte (como signo de divinidad) con todos los discípulos, que representan una iglesia humana en la que aún caben las dudas. Jesús les dice que tiene toda la autoridad sobre cielo y tierra y por esta autoridad les insta a ir y hacer discípulos entre todos los pueblos. Es una invitación a anunciar, desde la resurrección de Jesús, la presencia del reino, a todos, sin exclusiones. La fórmula trinitaria “Padre, Hijo y Espíritu Santo” es la inauguración de la Iglesia. Seremos todos reconocidos por el amor al Dios de la Vida que es estas tres personas y que por las mismas palabras de Jesús en el versículo 20 nos acompañan desde ahora y para siempre. Decir hasta el fin del mundo sólo dice por toda la eternidad. Por ello, en esta fiesta debemos estar más confiados que nunca en que Dios nunca nos abandona. Redactado por Equipo CeBiClar Zenteno

Vida Parroquial ORACIÓN A LA SANTISIMA TRINIDAD Padre, Hijo y Espíritu Santo, Dios de la Vida y Señor de la Historia. Tú eres comunidad y familia. Tú nos enseñas a vivir en la unidad y a comunicar el amor que engendra vida en Comunidad. Haz de nosotros mensajeros de esperanza. Haz de nosotros constructores de paz en la justicia. Haz de nosotros testigos de tu amor en la comunidad, para que la vida de Dios sea la vida del hombre, de todos los hombres. Así sea

LOS CINCO MINUTOS DE

San Antonio Mª Claret

El joven debe poner todo su cuidado en imitar las virtudes de Jesús y practicarlas con la misma perfección que Él las enseñó de palabra y con el ejemplo.


¿QUÉ SE HACE CON EL 1% DE CONTRIBUCIÓN A LA IGLESIA CATÓLICA? AYUDAMOS A MANTENER A: 210 parroquias en Santiago 519 capillas APOYAMOS EN FORMA MENSUAL A: 156 sacerdotes, 144 Religiosos, 184 Religiosas. PAGAMOS LA COTIZACIÓN DE SALUD Y PENSIÓN DE: 252 sacerdotes diocesanos. PODEMOS CONTAR CON LAICOS TRABAJANDO CON DEDICACIÓN EXCLUSIVA EN LA EVANGELIZACIÓN: 213 Laicos distribuidos en 7 Vicarias territoriales, 7 Vicarias ambientales y 8 organismos Arquidiocesanos “CON MÁS CATÓLICOS COMPROMETIDOS CON EL 1%, LOGRARÍAMOS MUCHOS MÁS” INSCRÍBITE EN TU PARROQUIA. Lectura del Evangelio en la Semana: Lunes 4: Mc. 12, 1-12. Mart. 5: Mc. 12, 13-17. Miér. 6: Mc. 12, 18.-27.

Juev. 7: Mc. 12, 28-34. Vier. 8: Mc. 12, 35-37. Sab. 9: Mc. 12, 38-44.

SÍGUENOS EN FACEBOOK Correo : edición.elfaro@live.com

SOLEMNIDAD DE CORPUS CRISTI (10 DE JUNIO) El PAN cotidiano y el PAN Eucarístico. “El Señor tiene que ir donde vamos, tiene que vivir donde vivimos, el mundo y la vida cotidiana tienen que ser su templo. Corpus Cristi nos indica lo que significa comulgar: significa tomarlo, recibirlo con todo nuestro ser. No se puede comer simplemente el cuerpo del Señor, como se come un trozo de pan. Sólo se lo puede recibir, en tanto le abrimos a él toda nuestra vida, en tanto el corazón se abre para él” El domingo 10 de Junio, en la misa parroquial de 12:00 hrs. se realizará un homenaje y adoración a Jesús Sacramentado, en una pequeña procesión en el interior del templo basilical. Quedan todos cordialmente invitados.

Quedan cordialmente invitados todos los jóvenes mayores de 15 años a que se integren a nuestra Pastoral Juvenil de la Parroquia, los encuentros los hacemos los días sábados desde las 17:00 horas en adelante. Los estaremos esperando

www.basilicacorazondemaria.cl

Edición a cargo de: Pastoral de comunicadores, Parroquia Corazón de María


Faro N° 267