Issuu on Google+

SUCEDE EN COLTABACO

TRINCHERA OBRERA

DEPARTAMENTO DE VENTAS: SOMETIDO AL ACOSO GENERADO DESDE LAS METAS, LATERCERIZACIÓN Y LA POLÍTICA DE DESPIDOS Coltabaco S.A. en sus 95 años de historia en el mercado colombiano, ha estado posicionada como la Nº UNO en el mercado, gracias al compromiso y responsabilidad de todos los trabajadores y de manera muy especial, los del departamento de ventas, a quienes históricamente les ha tocado enfrentar fenómenos como la competencia desleal de las multinacionales, principales generadoras del contrabando en el mundo. De esos 95 años de historia de Coltabaco, el departamento de ventas tuvo su personal contratado directamente por más de 75 años, derrotando no solo el contrabando, sino los altos impuestos al consumo, que eran incluso más altos a los que hoy existen y aun así, Coltabaco siempre ha liderado el mercado colombiano. En ese marco histórico, las multinacionales, especialmente Philip Morris y BAT, expertos conocedores de lo rentable que es este negocio, lucharon insaciablemente por ganar participación en el mercado colombiano, especialmente mediante el contrabando, a tal punto que estas 2 multinacionales, tienen el compromiso de pagarla bobadita de 200 millones de dólares, suma que deben cancelar en 20 años al gobierno nacional y algunos departamento como forma de retribuir las pérdidas ocasionadas por el contrabando. Como por esta vía no pudieron quitarle mercado a Coltabaco y Protabaco, estas multinacionales optaron por disputarse este jugoso negocio mediante la compra del mercado, es así como por ejemplo PMI pagó 3 veces el valor de lo que valía Coltabaco y luego pretendió igualmente comprar a Protabaco, pero en dicha disputa Protabaco se quedó con esta porción del mercado. Historia que se ha repetido por todos los países del mundo. Philip Morris llega a Coltabaco y de inmediato comienza a aplicar una serie de políticas antiobreras y antisindicales para desarrollar su plan de reestructuración, las cuales se inauguran con los trabajadores del departamento de ventas, quienes fueron y son víctimas de la política de despidos, planes de retiro, tercerización, de los constantes cambios administrativos que a cada rato se presentan y en especial de la política

Por la soberanía y autodeterminación

de nuestro pueblo

Ratificamos la justeza de nuestra agenda laboral (formalización, desarrollo de las libertades sindicales, trabajo decente, reparación colectiva, estrategia de crecimiento) y enfatizamos en la exigencia de acabar con la tercerización, así como los nefastos contratos sindicales, que arrebatan derechos a los trabajadores y suprimen las convenciones colectivas. Luchamos por la negociación colectiva y el derecho a la huelga para los trabajadores, incluidos los estatales oficiales y públicos. También es urgente que la CUT nacional persista en la solicitud de convocar para Colombia, la Comisión de Encuesta de la OIT, a fin de que envíen una comisión que constate estas violaciones y aprueben una sanción al Estado por el incumplimiento de convenios firmados en los acuerdos del Plan de Acción Obama-Santos, en materia de formalización laboral. Para tales compromisos requerimos de una comprometida vinculación y unidad de acción con los sectores sociales afectados por éstas políticas y la pérdida de la soberanía, impuestas por Estados Unidos, el Fondo Monetario Internacional y demás centros de poder imperialista. Exhortamos a los trabajadores y a la dirigencia sindical a la unidad, a la identidad de clase, a mantener nuestra independencia frente al gobierno, los partidos políticos, la iglesia y la patronal, a desarrollar el principio de la democracia sindical y a potenciar la movilización como mecanismo efectivo en la lucha permanente contra las medidas oficiales que están contribuyendo cada día más a la pauperización que agobia al pueblo colombiano. El llamamiento incluye la concreción del Plan de Acción con las decisiones del V Congreso, la participación en la Cumbre Nacional Agraria, el Foro Urbano Alternativo y demás tareas que en Antioquia se programen para el presente período, así como prepararnos con nuestras propuestas al VI Congreso de la CUT frente a su política, plataforma de lucha, estructura de la Central y táctica aseguir para que se establezca un estatuto del trabajo, garante de los derechos de los trabajadores. Respaldamos el proceso de paz, consecuentes con nuestra bandera de buscar una salida concertada al conflicto armado, que incluya la reparación de víctimas y restitución de tierras, al igual que la inclusión en el proceso de los demás grupos insurgentes. La Junta Departamental orienta a la participación de todos nuestros afiliados en las movilizaciones que se vienen para enfrentar esta política, entre las que destacamos la conmemoración del 1° de Mayo, que debe ser una respuesta masiva de los trabajadores contra el neoliberalismo y la defensa de nuestros derechos. De la misma manera la CUT llama a la concreción de la más amplia coalición de la oposición a las políticas del gobierno, sobre la base de defender la soberanía nacional, cambiar el modelo económico y reivindicar para la población sus derechos y el ejercicio de las libertades democráticas, comenzando por el de asociación y negociación para los trabajadores. Medellín, 14 de Marzo de 2014.

6

27


6 27