Page 1

O.J.D.: 467194 E.G.M.: 1867000 Tarifa: 361040 €

Fecha: 16/12/2012 Sección: REVISTA Páginas: 76-82,84


O.J.D.: 467194 E.G.M.: 1867000 Tarifa: 361040 €

Fecha: 16/12/2012 Sección: REVISTA Páginas: 76-82,84


O.J.D.: 467194 E.G.M.: 1867000 Tarifa: 361040 €

Hay

diferentes

Fecha: 16/12/2012 Sección: REVISTA Páginas: 76-82,84

mo

dos de acercarse al espíritu de la Alhambra y el Generalife. Pero si uno pretende llegar a sus esencias, más ahora que se cumplen mil años del reino de Granada, es necesario seguir el camino del agua, y este comienzaen la presa del Sultán, seis kilómetros de zigzags loma arriba por el estrecho valle del Darro, al pie de la sierra de la Alfaguara. Allí, cerca de dondeestuvo el antiguo monasterio de Jesús del Valle, a unos 840 metros de altura, el primer príncipe nazarí const~uyó un pequeño embalse para represar las aguas del río y abas tecer el cerro de la Sabika, más conocido comola colina roja, donde a partir de 1238 se edificaría la alcazaba. A continuación de esta fortaleza militar, a lo largo de dos 78

EL PA[S SEMANAL

siglos se construyeron aquí los fabulosos palacios nazaríes que hasta el día de hoy asombran alviajero, empezando por el de Comares, con su patio de la Alberca o de los Arrayanes, de tiempos de YúsufI ( 1333 1354), y más tarde el exquisito palacio del Jardín, proyectado a dos niveles en torno alrecién restaurado patio de los Leones, el corazón de oro de la fortaleza yla obra más < o~ emblemática de Muhammad V, el gran @ sultán constructor, que gobernó Granada entre 1362y 1391 ensu segundo mandato. Basta situarse en el centro del patio de los Leones y sentir el murmullode sus once fuentes para entender el agua como gran clave. Tambiénpuede descubrirse con los ,~ ojos cerrados, al oler las plantas aromáticas y los agapantos que el jardinero Cris- > LA ALHAMBRA INVISIBLE


O.J.D.: 467194 E.G.M.: 1867000 Tarifa: 361040 €

Fecha: 16/12/2012 Sección: REVISTA Páginas: 76-82,84

PRESENTE Y PASADO. Arriba,deizquierda a derecha: el paliodelos Arrayanes, después del incendio de1890; vistadelos albercones desde el General#e; el gitanoChorromujo, enel patio delos Leones en1862.Abajo, viaje deestudios deungrupodemujeres enla primera mitaddelsigloXX e imagen dela Alhambra conSierra Nevada al fondo,desde el Albaicrn.

LA ALHAMBRA INVISIBLE

EL PAiS SEMANAL

79


O.J.D.: 467194 E.G.M.: 1867000 Tarifa: 361040 €

"GRATA LA VOZ DEL AGUA /A QUIEN ABRUMARON NEGRAS ARENAS’~

ESCRIBIO yORGE LUIS BORGES TRAS SU VISITA

UNIMÁNDETODAS LASÉPOCAS¯ Arriba,vistadela Puerta dela Justiciay delPilar deCarlos V. Abajo, patiodela Acequia del Generalife, enunaimagen del fotógrafofrancés Jean Laurent definalesdelsigloXIX.Ala derecha, ungrupodeturistasenlas camas deverano del patiodelos Arrayanes hacia1920.

Fecha: 16/12/2012 Sección: REVISTA Páginas: 76-82,84


O.J.D.: 467194 E.G.M.: 1867000 Tarifa: 361040 €

Fecha: 16/12/2012 Sección: REVISTA Páginas: 76-82,84

r

!-

.t


O.J.D.: 467194 E.G.M.: 1867000 Tarifa: 361040 €

Fecha: 16/12/2012 Sección: REVISTA Páginas: 76-82,84

COMO ENCASA. Visita dela embajada marroqur a la AIhambra en diciembre de]885,Laimagen fue tomada delante del templete deLevante delpatiodelos Leones.

> tóbal Romero ha sembrado en el patio de la Acequiay en el del Ciprés de la Sultana, por donde llega el agua de la acequia mora al Generalife. Otra experiencia iniciática, reservada solo para los que entran a trabajar temprano a laAlhambra, consiste en presenciar las maniobras de una garza real que desde hace varios inviernos anida en la fortaleza y que esta mañana se dedica a pescar carpas en una alberca del Partal, otro increíble palacio, de los más antiguos, abierto al norte al barrio delAlbaicín. DICE CRISTÓBAL~, Y TIENE RAZÓN~que

la A]hambrano existiría sin sus fuentes, albercas, tomaderos, aljibes, pilas, estanques, tinajas y zafariches, y por eso, la primera maravilla del monumento, declarado patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1984, es la acequia del Sultán o acequia Real, también llamada acequia del Rey. Esta canalizaba el agua desde Jesús del Valle aprovechando la pendiente y los accidentes naturales del terreno, una incre~le obra de ingeniería de 6.100 metros de Ion gitud que comprendía numerosos tramos a la vista, conducciones subterráneas, respiraderos, túneles excavados en la roca madre y la construcción de un gran albercón, protegido por el torreón de las Damas,con una noria de sangre que subía el agua a la balsa con el fin de ganar altura para poder regar los huertos elevados del Generalife. 82

ELPAISSEMANAL

/

eso, una de las prioridades ahora, afirma la actual presidenta del Patronato de la Alhambra, María del Mar Villafranca, es rescatar y restaurar la acequia y el antiguo sistema hidráulico, del mismo modo que hace tiempo se rehabilitaron los huertos medievales como parte de su patrimonio. F~LIXES EL RESPONSABLE de estas huertas, hoy a la vista de los turistas, que se asieian en cuatro terrazas perfectamente labradas y en las que se cultivan los productos de toda la vida: "Alcachofas, judías, berenjenas, zanahorias, espinacas y coliflores, también frutales comogranados, parras jerezanas y de corazón de cabrito, avellanos, ciruelos, perales, caquis, limones, higueras...". La cosecha no tiene fin comercial, pues el propósito es recuperar la actividad de unas huertas que llevan allí 700 años y cuyas vistas al SacromonteyalAlbaicín son privilegiadas. "El reparto de los frutos es equitativo: el personal y la gente se llevan algunas hortalizas y los caquis; de las nueces se ocupanlas ardillas", explica Félix. El agua y los huertos, pero también el idioma de los sentidos y la poesía, forman parte de los tesoros de la Alhambra, como sus cúpulas de mocárabes imposibles, o la geometría de los alicatados, o la simpleza y hermosura de sus torres pala cio, y la labor de carpintería del techo del salón de Comares, con una representación musulmanade los siete cielos que abruma. Jesús Bermúdez nació en la Alhambra cuando esta era un barrio más de Granada. Su padre fue fundador del Museo Arqueológico del monumentoy él es asesor técnico de arqueología del Patronato y autor de la guía oficial, y está de acuerdo en que hay "intangibles" que son parte de la magia alhambrina comosu arquitectura o sus jardines perfumados. Se incluye aquí a Jorge Luis Borges y el poemaque dedicó a la Alhambraen 1976, después de la visita que hizo con María Kodama cuando ya estaba ciego -había estado de joven, alos 20 años, y nunca olvidó la ciudadela-. Sus versos iniciales son sobrecogedo res, llegan al corazón de la Alhambracon gran poder a través de los sentidos del oído, el tacto y el olfato. "Grata la voz del agua / a quien abrumaron negras arenas / Grato a la manocóncava / el mármolcircular de la columna". Dice el escritor granadino Francisco José Ayala al recordar un encuentro con >

"EL AGUA Y LA POESIA FORMAN PARTE DE LOS TESOROS DE LA ALHAMBRA" La acequia Real se bifurcaba en dos tramos antes de llegar a La Alhambra. Al primero, más alto, se le llamó acequia del Tercio, por la cantidad de agua que tomaba, y sirvió básicamente para abastecer los al bercones y favorecer el cultivo en esa zona. La acequia del Rey continuaba hasta la residencia de verano de los sultanes en el Generalife, construido en tiempos de Muhammad II, a finales del siglo XIII. El caño entraba al palacio por la escalera del agua, de cuatro tramos, por cuyas barandas acanaladas bajaba el aguay alimentaba varias fuentes antes de cruzar longitudinalmen te el famoso patio de la Acequia, del que se guardan fotografías del siglo XiX, entre ellas, una del francés Jean Laurent de cuando todavía había cipreses en su espacio. Ambosramales de la acequia volvían a unirse después para entrar a la Alhambra por un acueducto que pasaba por la torre del Agua, donde se encuentra ahora Félix Garrido, de 56 años, 25 de ellos trabajando en este complejo. Durante mucho tiempo se ocupó de limpiar la vieja acequia árabe, hoy prácticamente en desuso y en situación de abandono, según explica. Por LA ALHAMBRAINVISIBLE


O.J.D.: 467194 E.G.M.: 1867000 Tarifa: 361040 €

Fecha: 16/12/2012 Sección: REVISTA Páginas: 76-82,84

> Borges en Buenos Aires, que el autor de El JARD[N DELPARA[SO. yeserías y los arcos de mocárabes ciegos El aguaqueveniadela presa del Sultán que enmarcan las ventanas que dan a un aleph logra transmitir "la luminosidad de pasaba porel patiodela Acequia del precioso patio, cerrado en el siglo XVIal la Alhambra" con sus "sentidos restantes" al tiempo que evoca "la sensualidad y la Generalife, la residencia dedescanso edificarse la residencia del emperador religiosidad musulmanas". "Gratos los fiveraniega delos reyesnazaries. Carlos V, en cuyo centro está la fuente que nos laberintos del agua / pintó Joaquín Sorolla. entre los limoneros, / Antes de estar en Lindaraja, pero con grata la músicadel zéjel / las mismasespátulas y formoncillos de maGrato el amor y grata la quetación, Alicia pasó cinco años en la sala plegaria / dirigida a un de los Reyes limpiando pacientemente sus Dios que está solo, / gra cúpulas, capiteles y arcos calados. "Aquí, el trabajo se cuenta por años", dice. En to el jazmín". La Alhambra es poeeste mismoespacio, Elena Correa, jefa del sía y también un monudepartamento de restauración, acomete mento vivo, y así se comahora con su equipo otra obra importante: prueba en los archivos la restauración de las tres bóvedaspintadas sobre cuero y estuco, únicas en el monude su patronato. En sus fondos fotográficos están mento por su iconografía profana, que se documentados incidenencontraban en muymal estado. tes ocurridos a lo largo de su historia, como el SIEMPRE HAY ALGO QUE HACER. Invisible incendio que destruyó o grande. En el peinador de la Reina, por en 1890 parte del pórtiejemplo, trabajan estos días María José y co norte del patio de los Emilia, expertas en madera, reparando Arrayanes, en el palacio la techumbre del peinador bajo. Junto a de Comares, y también la limpieza y consolidación de los restos hay escenas de su vida de policromía, las dos cierran grietas y extraen algunas piezas de madera para cotidiana, cuando había guardeses y era normal rehabilitarlas. Muchas veces, cuentan, que los gitanos del AIdescubren que detrás de la pieza los arbaicín subieran con guitistas moros habían dibujado motivos tallas y bailaoras al patio geométricos o caras de personas. "Cada de los Leonesa ofrecer techo es un mundo, siempre te sorprende cuadros flamencos para algo", aseguran. Jesús Bermúdez afirma que en la Alhambra hay lugares mágicos los visitantes, comosolía hacer a finales del siglo donde confiuyen y se integran de modo P XIX el famoso Chorrojunatural el mundomedieval árabe y el renacentista, y uno de ellos es este mismo mo (contracción de cho rro de humo), autobaufipeinador de la Reina, un sitio, dice, "conzado comoel príncipe de cebido originalmente para el aislamiento los Gitanos. del sultán", en una torre que cuelga sobre Hay, además, fotoel Albaicín, desde donde se escuchan pergrafias en sepia que dan testimonio de fectamente los ruidos y las quejas de sus uno de ellos, de 1539, se da cuenta de "la las visitas de personajes ilustres, como quitación de l0 ducados" a favor de un habitantes. Manuel de Falla o Federico García Lorca; pintor llamado Julio por el trabajo que Otro imán de la fortaleza es el gran ánimágenes institucionales que informan, realizó "en el corredor de la estufa", ytam- gulo muerto en forma de triángulo que exispor ejemplo, del recorrido que hizo el rey bién de la "quitación de un real y medio"al te entre el patio de los Arrayanesy el palacio Alfonso XIII por los palacios nazaríes en "jardinero Gordufa" por su trabajo en los de Carlos V, donde los conquistadores dej a1909, o de la vista que realizó en 1885 a la patiosyjardines de los palacios en marzo. ron una puerta abierta frente a la alberca en Alhambra una abultada representación He aquí un importante punto de conla que sigue refiejándose hoy el drama de de la embajada marroquí. Por supuesto, tacto con el presente, pues una de las claBoabdil sobre el agua traída por la acequia. muchas de las imágenes son de simples ves de la restauración de la Alhambraha En su poemaala Alhambra evoca Borges lo turistas que se retrataban en diferentes sido siempre el mantenimiento diario y que sintió el último príncipe nazarí al abanrincones de la Alhambra, la mayoría de las esa pequeña labor de rehabilitación indonar su palacio: "Vanoel alfanje / ante las veces vestidos de moros y posando en el visible que bien conoce Alicia Rodríguez, largas lanzas de los muchos, / vano ser el patio de los Leones. experta en yeserías, que pasará todo este mejor". Y después: "Gratosentir o presentir, invierno subida a un andamio en el mirarey doliente, / que tus dulzuras son adioSe conservan otros libros fabulosos, como los cuadernos de nóminas del perdor de Lindaraja. En estos momentos, su ses, / que te será negada la llave, / que la sonal que realizaba obras para la casa real tarea es limpiar y sacar los colores -"el azul, cruz del infiel borrará la luna, / quela tarde después de la conquista de Granada. En el rojo y el dorado", dice- de las delicadas que miras es la última". ¯

"LA RESTAURA CION DIARIA, CASI INVISIBLE, ES CLA VE EN LA AL HAMBRA "

ELPAISSEMANAL

LA ALHAMBRA INVISIBLE

La Alhambra Invisible  

Artículo publicado en El País Semanal

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you