Issuu on Google+

BUSQUEDA

f

Jueves 6 de octubre de 2011

I

Pág.40

E|prestigiosoartistaGar|osCape|án'unurugua Museo Nacional de Artes Visuales

El bruj o de Burubú Una pared gigante pintada de amarillo con enormes dibujos en líneas negras, de gruesas p¡nceladas entrecortadas. Son rostros y figuras humanas, estilizadas, sin rasgos detallados. Es como una pared primitiva, como imágenes de una caverna donde

y muchos dibujados en las paredes) que se cru-

zan en un sentido casi físico. O "patafísico", como dice el autor cuando lee frases de un idioma extraño vinculado a los primeros surrealistas y en clara alusión a un marco que

escape a la lógica de los

del camino del autor, de sus

propósitos y de sus intereses. Así como las señales de su trayecto artístico, su enorme talento para construir un escenario desde la propia historia del arte, desde la continuidad histórica

como la pintura en el marco rectangular, liviana, cla-

los seres hurnanos reflejan

parte de su rnundo, lo que ven, lo que son, pero tam-

tor mira al revés y parece seguir el camino de los visitantes sorprendidos, que lo observan también con una mirada un poco desorbitada. Es el rostro de alguien

exposición "Bu rubú

que desajusta las líneas,

Visuales.

su perfil y su máscara cotidiana, de alguien que se desentiende de su carácter, de las convenciones y de su carácler para proponer otras maneras de encontrarse con el sen

Pocas veces existe una

oportunidad como esta para disfrutar de un artista del vuelo y la capacidad

de Capelán, uh uruguayo que desde hace años vive entre varios mundos, des-

de Chile hasta Noruega pasando por Costa Rica,

tos, Capelán es un artista del rnundo aunque de suoerente acento local. Casi

Como el propio artista, cuya cara distorsionada aparece en muchas partes, o

ticular estilo de líneas gruesas punteadas. En las fotograf ías, el pin-

(Heaven is a Place)" en el Museo Nacional de Artes

permanente. Con cientos de exposiciones e innumerables reconoci mlen-

parecen observar todo

desde un ángulo extraño.

tratos pintados con su par-

logra con su recién inau-

Ecuador y diversos países a los que visita en un viaje

patos y aves embalsamadas deslizándose por una pared ancha como el nnar. Son aves de verdad, que

veces grotescd, a veces desencajada, en autorre-

bién lo que sueñan. Es una pared imposible de describir, y lo cierto es que parece una tarea vana intentar transmitir el impacto que el artista uruguayo Carlos Capelán (Montevideo, 1948) gu rada

lán colocó papas, botellas, pfantitas en macetas y ramas secas. También hay

Detalle de obras

Burubú es un territorio construido desde lo conceptual, lo laberíntico y lo complejo, pero tiene Ia libertad y la sencillez de las grandes realizaciones. Y el

sistemas de comprensión del mundo demasiado estructurados. De esta forma, Capelán

ra, diálana, hasta la ruptura

más honesta y cautivante. Hay referencias a pequeñas anécdotas y a grandes

resultado es explosivo. En el medio, el creador, como un "brujo", como el "intérprete" de la tribu, como el


iadicado en Montevideo desde hace un año, trabaja en la Ciudad Vieja, donde instaló su taller.

"Esta pared amarilla y negra no tiene nada que

ver con los festejos de Peñarol", dice en un pequeño encuentro con el público el domingo de tarde. Propone

una visita guiada, apenas

unas pistas para desen" tramar este escenario impactante y aparentemente complejo que rápidamente se abre al visitante como un mapa en infinitos pliegues, uh juego de senderos que se bifurcan, se en-

treveran, se reencuentran y se pierden en horizontes donde aparecen imágenes únicas, el borde del río, los rayos de luz, el cielo estre,llado y, sobre todo, la vida. Es como caminar por una

tierra que incluye pantanos y colinas, bosques y llanuras, habitantes y lenguas diversas, objetos de la memoria, tierra cultivada, creaciones culturales, amanecery puestas de sol, retazos de existencia, discusiones sobre el arte, referencias populares y elitistas, pero todo junto, en un mismo lugar, en otro lugar, el lugar que es la propia sala del museo

Lo interesante de este artista es que no recrea, no, representa, no trabaja para mostrar. Construye un espacio, un lugar que es un o'texto" ef"r el sentido más amplio y ambiguo y complejo de la palabra. Un "texto" visual, suge¡'ente, donde se pueden "leer" muchos textos a la vez {incluso t"jno irnpreso

logra una atmósfera antes que una exposición, un clima antes que una muestra de algo, uh verdadero impacto para los sentidos. Puede rastrearse también en este paisaje un país (Burubú, un paraíso encon-

trado, el de cada uno y el de todos, el de una comu-

momentos, a cosas fortuitas y a historias de elaboración sumamente sofisticadas.

*Le gusta lo orgánico", comenta una joven sorprendida ante la magnitud de lo que observa. Es que

nidad) pero particularmen-

entre el increíble marco de pinturas, murales, fotografías y objetos desplegados

te un territorio, los rastros

en la enorme sala, Cape-

, t

i

mediador entre lo terrenal,

la evidencia y lo que está más allá, ofrece un verdadero feslín para los sentidos.

"Burubú (Heaven is the Place)n'. Muestra de Garlos

Capelán en el MNAV (Par-' que Rodó). De martes a do-' mingos de 14a18 hs. Hasta el 30 de octubre de 2011. Carlos A. Muñoz

Los nostálgicos,

de

,

fiesta en el Conrad / f

'1 ericTroyer (tndiana, Estados lJnidos, presenta espectáculos atrededor det ,/. 1949), tecladista, vocalista, composi- mundo con una integnción que combitor y ocasional guitanista de la famosa namiembrosdelaElectricUghtOrchesI Electric Light Orchestra (ELO, según tra, grupoderocksinfónicoquelideran L '7 sussiglas,hoyllamadaTheOrchestn), Jeff Lynne,conmúsicosdela"Electric Light Orchestm Part ll". I dialogó con Búsqueda desde Santiago antes de actuar en Uruguay y El conjunto que llegará a Uruguay I de Chile que la actual integración de la luego de su presentación en elTeatro f aseguró de Santiago, está integraI banda es "un complemento de la pri- Caupolicán do por Mik Kaminski (a quien llaman I men". I Troye¡ uno de los fundadores de la "blue violin"), Louis Clark (aneglos y teI ELOaprincipiosde ladécadade 1970, clados), Troyer (miembro fundador de reconoció como su mayor influencia ELO), Ph¡l Bates (guitana y voz), Gon f musical a "los grupos de rock británi- don Townsend (batería) y Glen Burtnik f. y voz). Algunas de las canciones co de los I dio el lujoaños 60", y comentó que se (bajo de colaborar en discos de que interyretarán serán: "EvilWoman", L como John Lennon y Céline "Don't Bring Me Down', "SweetTender f estrellas V, Dion. "Algunos trabajos fueron más Women", "Shine a Little Love", "Teleque otros", explicó, y añadió: phone", "Strange Magic", "Can't Get it I fáciles f "Pero como tengo una buena reputa- Out of My Head",'Twilight" y'AllOver ción como cantante, no hubo mayores the Wodd". I problemas". A modo anecdótico, Troyer relató que f

I I, f I ,. f f I L 2 7.

I I f f I I I 7.

7

'¿ Asimismo, adelantó que el show que ya estuvo en el país, también en elCon- L ofrecerá la banda este viernes 7 y sá- rad, y que recuerda especialmente el f bado 8 a las 22 horas en el Salón Punta mate: "Me encanta y lo tomo en mi casa f I del Este del Hotel Conrad, incluirá te- de Nueva Jersey". I 7 como "Last Train to Lon- El acceso al espectáculo el viernes / L mas clásicos don" ("un hit total en Sudamérica", se- es por invitación, para clientes VIP del l, I gún acotó), "Confusion" y "SweetTalkin' Conrad, mientras que el sábado las en- f I Woman". tradas se venden a través de Red UTS 2 f Desde el año 2002, The Orchestra a U$S 44,50 y 100. f 2 2z

'za


busqueda20111006