Page 1


14 l

Lunes 14 de noviembre de 2011 l Heraldo de Aragón

ARAGÓN

Los tramos de río en mal estado siguen disminuyendo, pero son uno de cada siete De 121 masas de agua con problemas en 2008 se pasó a 89 en 2010, el 14% de todas las de la cuenca. La sequía empeorará los datos de 2011, pero la CHE destaca la tendencia a la baja Principales ríos aragoneses con problemas Ebro, tramo aragonés Río Cidacos

Río Aragón

Navarra Aragón

Río Alhama

Río Queiles

Río Huecha

Río Arba

Río Jalón

Río Huerva

Río Gállego

Río Ginel

Río Aguas Vivas

Río Martín

Gállego Nacimiento Emb. Lanuza Río Escarra Em. Búbal

Río Sía

Río Oliván

Cinca Nacimiento

Jalón

Río Barrosa

Nacimiento

Río Cinqueta

Río Blanco

Río Irués

Río Nájima

Río Vellos Río Ara / Emb. de Emb. Mediano El Grado

Río Deza

Guadalope Nacimiento

Río Aliaga

Jiloca Ojos de Monreal

Alcanadre Nacimiento

Río Pancrudo

Río Mascún

Embalse de Río Basa Río Arena Río Guarga Val de Azud de Em. de La PeñaRiglos Sabiñánigo San Vicente Anzánigo

Barranco Monegrillo

Río Piedra

Río Esera

Río Manubles

Río Vero

Río Sosa

Río Jiloca

Río Clamor I

Río Perejiles

Río Clamor II

Río Ribota

Brrco. San Julián

Embalse Central de de Ardisa Marracos

Embalse Mequinenza

Río Sotón

Río Ebro

Río Barranco Río Segre Alcanadre de Tamarite

Río Aranda

Río Grío

Rio Ebro

Morata de Jilcoa

Río Calcón

Azud de Abénfigo

Emb. Río Guadalopillo Río Calanda Mezquín

Embalse Caspe

Azud de Rimer

Presa Embalse de de Moros Mequinenza

Nacimiento

Farasdués

Río Arba de Biel

Río Arba de Riguel

Río Jalón

Lascellas Río Guatizalema Río Flumén

Arba de Luesia

Puente de la carretera

Buen estado ecológico

Río Cinca

Huerva Nacimiento

Embalse de Azud. Villanueva Embalse de Las Torcas de Huerva Mezalocha

Estado ecológico malo Estado químico inferior a bueno

EMBALSES

Río Ebro

Fuente: Confederación Hidrográfica del Ebro - elaboración propia

ZARAGOZA. El último informe

anual de calidad que acaba de presentar la CHE –el de 2010– muestra que el número de tramos de río en mal estado sigue disminuyendo en la cuenca del Ebro. Según los datos de la Confederación, las 96 masas de agua que presentaban problemas químicos o ecológicos en 2009 se redujeron a 89 el año pasado, lo que a su vez ha bajado el porcentaje de incumplimiento de los objetivos marcados por Europa del 15% al 14% –en toda la demarcación hay 643–. Esa mejora es todavía más significativa si se tiene en cuenta que en 2008 había 121 tramos de río en mal estado –el 19% del total–, lo que supone que la importante disminución constatada en 2009 se consolidó el año pasado. La CHE asume que la sequía de los últimos meses estropeará las estadísticas de 2011, pero destaca que 2009 y 2010 fueron dos años hidrológicos «normales» en los que la tendencia fue claramente a la baja. «Este año la contaminación está siendo la misma o incluso inferior, porque cada vez funcionan más depuradoras –explica el jefe del área de calidad de la Confederación, Javier San Román–. El problema es que, cuanto menos caudal lleven los ríos, más concentrada estará esa contaminación, y

HERALDO

eso hará que aumente el número de masas de agua que superen los umbrales que permiten decir si están o no en buen estado». San Román reconoce que el descenso de la actividad industrial por la crisis económica puede haber influido algo en la recuperación que están experimentando los cauces. No obstante, este experto señala que el principal factor de mejora es el avance de la depuración. «El porcentaje de aguas residuales que son tratadas antes de llegar a los ríos es cada vez mayor, y eso es fundamental –insiste San Román–. El mejor ejemplo es el Huerva, que a su paso por Zaragoza estaba totalmente muerto y que desde que se puso en marcha la depuradora de Cuarte ha mejorado mucho: sigue teniendo problemas, pero ahora ya se ven peces y se oye cantar a las ranas». Buen estado químico y ecológico La Directiva Marco del Agua establece que a partir del 2015 todas las masas de agua superficiales –término con el que se denomina a los tramos de río con unas características homogéneas– deben alcanzar el buen estado. Eso significa que, para ese año, los ríos deben estar lo más próximos posible a sus condiciones naturales, a la situación en la que se encon-

trarían sin influencia del hombre. Aunque admite excepciones, ese mandato europeo no solo obliga a que las aguas estén limpias de contaminantes químicos, sino que también se deben recuperar los ecosistemas asociados a los cursos fluviales. Para lograr ese buen estado ecológico, es necesario cuidar tanto la flora y la fauna como los factores hidromorfológicos: el caudal circulante, el estado de las orillas y del bosque de ribera, la presencia de infraestructuras que desnaturalizan el cauce... De las 89 masas de agua fluviales que en 2010 presentaron problemas de calidad en la cuenca del Ebro, 78 no alcanzaron el buen estado ecológico; 19 no llegaron al buen estado químico; y 9 incumplieron ambos requisitos. El director del área de calidad de la CHE avisa de que en los próximos años estas cifras no van a poder mejorar mucho, ya que hay un porcentaje de tramos de río que solo podrán recuperarse a medio o largo plazo. «La Directiva Marco del Agua permite una prórroga de seis o doce años para que las masas de agua con más problemas alcancen el buen estado –aclara–. En esas zonas estamos obligados a decir qué medidas vamos a tomar para que los ríos mejoren y a poner en marcha esas medidas».

Estado ecológico malo. Los ecosistemas acuáticos están prácticamente muertos. En el río solo viven los organismos más resistentes.

Estado ecológico moderado. El río tiene vida, en el agua hay animales y plantas, pero no están presentes las especies más sensibles a las alteraciones de los cauces.

Estado ecológico deficiente

Río Ebro

Estado químico inferior a bueno. Se detectan niveles de sustancias peligrosas superiores a los permitidos por la Unión Europea: mercurio, níquel, hexaclorobenceno… Este indicador es independiente del estado ecológico.

Estado ecológico deficiente. Los ecosistemas acuáticos presentan serios problemas. El río apenas tiene vida.

Estado ecológico moderado Río Fortanete Embalse de Santolea

¿QUÉ SIGNIFICA?

San Román también subraya que los criterios utilizados para establecer si un tramo de río está o no contaminado son «muy exigentes». «Para poder hablar de buen estado, Europa no nos pide un aprobado raspado, nos exige un notable –comenta el técnico de la CHE–. Además, este año ha entrado en vigor la nueva legislación comunitaria sobre sustancias peligrosas, que es mucho más estricta que la anterior y que ha provocado que algunas zonas que antes se consideraban en buen estado ahora hayan perdido eses estatus y tengan que mejorar». Datos sobre acuíferos Una de cada cinco masas de agua subterráneas están en mal estado químico. Además de los ríos, la CHE también controla el estado químico de los acuíferos –el ecológico no porque no tienen ecosistemas asociados–. Según su último informe anual de calidad, 20 de las 105 masas de agua subterráneas que hay en la cuenca del Ebro se encuentran en mal estado químico debido a los nitratos y los plaguicidas. Todas ellas sufren una gran explotación agrícola y, básicamente, se localizan en el eje del Ebro y en los aluviales de sus principales afluentes. I. ARISTU

La mitad de los pantanos presentan un potencial ecológico inferior a bueno. A lo largo de 2010, la Confederación muestreó 32 embalses en los que se evaluó el estado trófico –el nivel de nutrientes – y el potencial ecológico –el índice de calidad que se utiliza en las masas de agua muy modificadas–. Solo uno de los pantanos controlados, el de La Peña, es eutrófico, es decir, presenta un exceso de nutrientes que dispara las poblaciones de algas. En cuanto al potencial ecológico, 15 de los 28 embalses en los que se puede establecer este indicador presentaba un estado inferior a bueno. LAGOS

El 62% mantiene un estado ecológico bueno o muy bueno. La CHE hace seguimiento de 60 lagos, aunque todavía no ha distinguido entre los que están muy modificados y los que no. Por el momento, calcula el estado ecológico de todos ellos por igual, y los resultados obtenidos muestran que 37 de esas masas de agua –el 62%– se han mantenido siempre en un estado bueno o muy bueno.


El Peri贸dico de Arag贸n - 14/11/2011


Heraldo de Aragón 14/11/2011

Nuevo tropiezo del Ejea en Luchán 0-0

Ejea Calatayud

Ejea Jorge, Serrano, Bel, Recio, Camus, Roldán, Revilla (Miki, 60), Mainz (Mateo, 80), Gallego, Pirri (Tino, 67) y Gracia Peña. Calatayud Santi, Machote, Rute, Josemi,

Motero, Sarriá (Andrei, 73), Blasco, Pepelu, Carlos Pérez, Suso (Toño, 90) y Toño García. Árbitro: Torner. Amarillas a Serrano, Recio,

Camus, Pirri, Gracia Peña y Osanz (estando en el banquillo), por parte del Ejea, y a también a Rute, Pepelu, Carlos Pérez y al entrenador del Calatayud, Raúl Martínez.

EJEA. La afición local esperaba presenciar una cómoda victoria de su equipo ante un Calatayud que llegó al partido con solo 14 jugadores debido a los numerosos lesionados que tienen los bilbilitanos. Pero los futbolistas cincovilleses no pudieron ante un rocoso rival que se llevó un meritorio punto del campo ejeano gracias al esfuerzo y el sacrificio de todos sus hombres. La primera mitad fue un monólogo de los locales, que tuvieron la posesión del balón durante la mayor parte del primer tiempo y que gozaron de muchas ocasiones de gol para haber inaugurado el marcador. En la segunda mitad, sin embargo, apenas hubo oportunidades que destacar ya que la veteranía y la experiencia de los jugadores bilbilitanos hicieron que hubiese muchas interrupciones por faltas en el centro del campo y pérdidas de tiempo que acabaron desquiciando a los jugadores locales. Al final, un nuevo tropiezo del Ejea, que sigue sin encontrar el camino correcto en el presente ejercicio. SERGIO CELEMÍN

Noticias de Calatayud 14 de noviembre de 2011  

Noticias de Calatayud 14 de noviembre de 2011

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you