Issuu on Google+

Todas las noticias del albergue

Nº 1 / Enero 2013

Leishmaniosis conoce todo sobre ella

Te explicamos cómo saludar a un perro Nuevos habitantes de Pérrikus

Las historias de nuestros adoptados

Y mucho más…


Bienvenidos a Pérrikus

P

érrikus es una pequeña protectora de animales ubicada en un entorno privilegiado de la Comunidad de Madrid, muy alejada de los grandes núcleos poblacionales. Desgraciadamente, este bucólico entorno tiene un trasfondo cruel y desolador en cuanto al bienestar animal se refiere. Territorio ganadero y feudo de cazadores, falta la educación más elemental sobre las necesidades de los animales de compañía ya que el simple hecho de pasear intentando disfrutar de sus maravillosos paisajes es, al mismo tiempo, una tortura y una aventura. Tortura porque ves lo que nunca querrías ver, animales atados con cadenas de menos de un metro, sin agua asequible ni comida, sin resguardo del frío en invierno o del calor en verano, desnutridos, implorando una caricia de una mano humana y un largo etcétera de horrores. Y una aventura porque nunca sabes con qué vas a volver a casa, puesto que el abandono es una forma natural de expresión de la irresponsabilidad humana. Seguramente piensan que es más generoso y seguro dejar al animal en un medio natural que en el duro asfalto, sin darse cuenta que hemos usurpado su espacio y hemos inutilizado sus mecanismos de supervivencia y ya, sin nuestra protección, no encontrarán sitio en nuestro mundo donde poder recuperar sus orígenes. Pérrikus está formada por un colectivo de personas muy diferentes en edad, educación y estrato social, unidos por una única causa común: la defensa de los animales. Cada uno aporta aquello que mejor sabe hacer, le dedica el tiempo que la ajetreada vida cotidiana le permite y destina, incluso en tiempos duros, una parte, más grande o más pequeña, de su propio patrimonio económico para intentar paliar lo que nuestra propia especie ha provocado. Pero es un mundo duro, que pasa factura, que te quema si no sabes poner el límite, y eso se traduce en un abandono del voluntariado que has elegido libremente. Por eso es muy importante dosificar las fuerzas, no comprometerse en más de los que

realmente se puede abarcar, porque cuando eso pasa, son ellos, esos animales que ya llevan un pesado equipaje de soledad, sufren la falta. Cuando decidimos dedicar parte de nuestra vida a la protección animal, también nos planteamos que calidad de vida queríamos que llevaran los perros y cuáles eran nuestras limitaciones. Muchas asociaciones a las que contactamos nos dieron la norma de “mientras más se puedan salvar mejor”, pero esta idea nos parecía francamente viciada y peligrosa ¿Qué objeto tiene salvar a un animal del abandono, del maltrato, de la explotación, si los condenas a vivir el resto de su vida en una jaula? Porque hay que ser conscientes de que muchos de los animales que entran en una protectora pueden tratar años en salir, o no salir nunca, ya que los primeros en sufrir el abandono son los animales más difíciles de encontrarles un sitio en la sociedad humana. No queríamos esta vida para nuestros protegidos, así que la idea era tener un albergue en semilibertad, es decir que sus condiciones de vida no se limitaran a tener alimentación y limpieza, sino que fuéramos capaces de ofrecerles el ejercicio, la atención y el cariño que exigimos le den sus adoptantes. Por lo tanto nuestras limitaciones en cuanto al número de perros de los que podíamos hacernos responsable eran claras: éramos una pequeña asociación, sin ningún tipo de ingresos, sin ayudas institucionales y sin experiencia. Hoy por hoy nuestro logro más importante y valorado es el bienestar y alegría de vivir que muestran todos nuestros protegidos. Lo demás, las dificultades económicas, el frío extremo en invierno, el impacto sentimental de ver algunos de nuestros perros envejecer en el albergue y el cansancio de los días repletos de tareas, son algo superable y que no nos detendrán en la consecución de nuestro objetivo.

Mercedes Angosto Presidenta de A.D.A. Sierra Norte - Pérrikus

2


Sumario 4

Noticias

5

Golum: la historia triste de la navidad

6

Nuevos en Pérrikus

9

Salud: Leishmaniosis

14 ¿Quieres adoptarme?

16 Adoptados en Pérrikus 19 Historia Adoptados 20

Los perros no hablan humano: ¿Cómo saludar a un perro?

24 Voluntarios 3


Noticias Nueva Revista Queda inaugurado el primer número de la revista trimestral de Pérrikus, que nace con las ganas de hacer de la asociación y albergue un lugar mucho más cercano para vosotros. Para ello, os contamos las últimas novedades de la protectora y artículos de interés realizados por nuestros profesionales. También hay cabida para las historias de nuestros perros adoptados y como no, muchas y muchas fotos de las mascotas que aún están a la espera de encontrar una familia.

Esperamos que disfrutéis con la lectura de este número que se centra en los meses de Octubre, Noviembre y Diciembre de 2012.

Felices Fiestas Desde Pérrikus no queremos dejar de felicitaros estos días tan entrañables en los que nos encontramos. Os deseamos unas felices fiestas y un año nuevo 2013 lleno de paz y prosperidad para vosotros y vuestras familias y amigos.

Feliz Año Nuevo Lola, un caso especial A finales de Noviembre llegó a nosotros Lola, una bulldog inglesa de tres años y medio que fue dejada por su dueño en la perrera de Olivenza , seguramente porque su estado requería una serie de gastos que no estaban dispuestos a hacer. Antes de su llegada a Pérrikus hemos recibido 10 propuestas de adopción. Después de saber todos los problemas de salud que tiene ¿alguno de ellos estará dispuesto a darle una oportunidad? Queremos aprovechar este caso para hacer un llamamiento a todos los que por esnobismo o por convicción quieren un perro de esta raza: por favor antes de comprar un bulldog saber que el exorbitante precio de los animales de esta raza no es nada comparado con los gastos veterinarios que seguirán derivados de su configuración anatómica. Y por supuesto los gastos económicos no serán nada equiparados con el coste emocional que conlleva todo el sufrimiento de estos animales. Nosotros seguimos cuidándola para hacer del resto de su vida una época de felicidad y cariño, pero aún así, animamos a todos a adoptar y recomendar las adopciones para no seguir alimentando un mercado que se cobra innumerables víctimas de las más diversas formas. 4


Golum: la historia triste de la navidad Golum llegó al albergue traído por el que entonces era nuestro veterinario cuando apenas tenía 7 meses, quien lo encontró abandonado. Hasta para nosotros, a los que todos nos parecen guapos, nos impacto su aspecto. Era un hibrido de perro y hiena, miedoso, con unos ojos desconcertantes y un pelo hirsuto siempre despeinado. Como a todos, lo aceptamos y lo quisimos, pero no nos hicimos la ilusión de que nunca saliera del albergue, así que le dimos nuestro tiempo y nuestros ratos de caricias, nuestros cuidados y nuestro amor. Pero un día llegó al albergue un personaje singular, algo marginal, no del todo agradable, pero educado y serio. Quería un compañero con quien compartir su tiempo y su espacio. Era pensionista por una enfermedad crónica y vivía en un camping en la sierra con mucho tiempo para pasea y acompañar a un perro. Le invitamos a pasar y ver los perros que teníamos acogidos y, de pronto, se paró delante de la jaula de Golum, que ladraba desaforadamente. Y se hizo el silencio, se miraron y el dijo: “este”; y Golum salió de su jaula moviendo el rabo y arrimó la cabeza a su pierna. Durante mucho tiempo seguimos viéndole a menudo, porque algunas veces nos lo dejaba durante unas horas para acudir a una revisión médica, muy en contra de la voluntad de Golum que nunca quería separarse de él. Hace dos años, le perdimos la pista. A principios de Diciembre nos llamarón de la perrera porque había un perro recogido de un desahucio que tenía un chip puesto por nuestro veterinario. No nos dieron más datos. Mercedes fue allí y, en una fría y limpia jaula, estaba él, cuatro años más viejo, histérico por los acontecimiento. Había intentado morder a los laceros. Increíblemente la reconoció y celebro con grandes saltos su presencia. Desde entonces está de nuevo en el albergue y, por las noches, llora muy bajito, sin molestar a los demás, él triste en su jaula con sus miedo y nosotros tristes por él, sin saber si mañana tendrá otra oportunidad. 5


Nuevos Estos son los nuevos inquilinos del albergue que han llegado en los meses de Octubre, Noviembre y Diciembre de 2012 y aún siguen esperando a que alguien se fije en ellos para tener su regalo de reyes. ¿Te animas?

Para quienes les guste los galgos: Ródano Nac: Septiembre 2008 Tamaño Grande

Rhin Nac: Septiembre 2008 Tamaño Grande

Este bonito galgo olvida su timidez con comida. Sociable con perros

Precioso galgo de carácter más sociable que su hermano Ródano

Ranses

Vela

Nac: Junio 2006 Tamaño Grande

Nac: Junio 2007 Tamaño Grande

Ramses es un Galgo tímido aunque no excesivamente miedoso

Galga muy sociable con humanos pero algo dominante con perros

Batcan

Keka

Nac: Septiembre 2010 Tamaño Grande Muy tímido con personas por falta de sociabilización. Necesita una casa de acogida

Nac: Abril 2010 Tamaño Grande Con una alegría de vivir incontrolable, cariñosa y divertida. Muy juguetona

6


Lizard Nac: Abril 2006 Tamaño Grande

Elsa Nac: Septiembre 2008 Tamaño Grande

Tranquila, cariñosa, equilibrada y muy bella. No le gusta la soledad

Elsa está esperando una operación de cadera por un atropello. Cariñosa y limpia

Salvador

Joan

Nac: Diciembre 2010 Tamaño Grande

Nac: Diciembre 2010 Tamaño Grande

Salvador es extremadamente sociable y cariñoso hasta la pesadez

Joan, un poco más tímido que su hermano Salvador pero también busca las caricias

Selena

Sirio

Nac: 2010 Tamaño Grande Aún traviesa cogiendo cosas de los muebles, es una galga cariñosa y alegre

Nac: Diciembre 2009 Tamaño Grande Sirio es el típico galgo cariñoso y dócil, deseoso de juegos y caricias

7


Y para los que les gusta la variedad: Podri

Athos

Nac: Junio 2009 Tamaño Pequeño

Nac: Junio 2006 Tamaño Grande

Preciosa y cariñosa gata persa. Muy juguetona y simpática

Preciosos bretón tremendamente sumiso con personas y perros

Golum

Clip

Nac: Junio 2007 Tamaño Mediano

Nac: Febrero 2012 (aprox.) Tamaño Pequeño

Miedoso con las personas seguramente por la vida solitaria que ha llevado

Extremadamente cariñoso, alegre y sociable con otros perros

Diana

Paco

Nac: Mayo 2011 Tamaño Pequeño Alegre y juguetona, pero algo tímida con las personas. Recogida con sus cachorros

Nac: Agosto 2012 Tamaño Mediano Cachorrito cruce de American Staffordshire, muy cariñoso, siempre pidiendo mimos

Cachorros de Diana Nac: Julio 2012 Tamaño Pequeño

Bendis

Fecha

Nessa

Arco

Juguetones, alegres y muy glotones salvo Nessa, que es la más tímida de todos y la que necesita más sociabilización

8


Salud Sección de Salud La salud de nuestras mascotas es uno de los temas más cuidados en Pérrikus. Para nosotros es algo tan importante que solo trabajamos con las mejores clínicas veterinarias y los más cualificados profesionales para garantizar a los animales del albergue la máxima calidad de vida. Cómo novedad en este 2013, ofrecemos a nuestros socios asesoramiento veterinario gratuito para esos momentos en los que uno se siente perdido y necesita de los consejos de un especialista con más de 13 años de experiencia veterinaria en todo tipo de emergencias sanitarias. En estas sección, abordaremos temas de actualidad relacionados con la salud a través del conocimiento de una de nuestras veterinarias, ayudándonos a entender mejor esta importantísima área de la vida de nuestras mascotas. Con ello, no solo seremos capaces de detectar posibles síntomas, sino que ayudaremos a mejorar el conocimiento de la población ante temas sanitarios a través de la divulgación entre conocidos y amigos. 9


Leishmaniosis Todos los que tenemos animales de compañía hemos oído hablar de la Leishmaniosis canina ya que es una enfermedad muy común en nuestra zona geográfica. En este número queremos profundizar en ella para conocerla mejor, aprovechando que es la época del año en la que se deben de realizar las analíticas para detectar si nuestras mascotas están infectadas o no.

Pero, empecemos por el principio. El agente causante de la Leishmaniosis es un parásito unicelular llamado Leishmania Infantum, que vive dentro de las células sanguíneas. La enfermedad se propaga entre los perros a través de las picaduras de mosquitos. El contagio se realiza cuando la hembra del mosquito pica a un perro infestado de Leishmania y adquiere el parásito manteniéndolo su aparato digestivo. Es allí donde el parásito sufre una serie de transformaciones, que demoran de 4 a 20 días, y es entonces cuando al picar a otro perro le transmite la enfermedad. Solo la picadura de un mosquito transmite la enfermedad, por lo tanto, no aumenta el riesgo de contraerla por el hecho de tener un perro enfermo de Leishmaniosis en casa. Este año ha comenzado a distribuirse la vacuna contra la Leishmaniosis en España llamada Canileish. Su precio ronda los 150€ y se administra en tres dosis con un periodo de separación de tres semanas entre ellas. Por ahora es difícil valorar sus resultados debido a su corta vida, aunque se está apreciando un número significativo de casos que presentan reacción en la administración de algunas de sus dosis, sobre todo en la tercera. Esta vacuna única en Europa se puede administrar a partir de los seis meses de edad y necesita una revacunación anual para mantener la protección inmunitaria del perro. Aún así, su administración no exime de realizar las medidas preventivas que te señalamos a continuación.

10


Nuestra simpática Pokita (2009) y nuestra cariñosa Nana (2005) padecen una Leishmaniosis positiva totalmente controlada. Ambas llevan una vida totalmente normal y disfrutan con sus compañeros mientras espera una familia que se fije en ellas

Por ello, te aconsejamos que en la época del año en que hay mosquitos, generalmente de mayo a octubre, utilices un collar especial para repelerlos llamado SCALIBOR y/o una pipeta llamada ADVANTIX. El riesgo de contraer la enfermedad aumenta durante la noche, así que te aconsejamos mantener a tu mascota dentro de casa entre el atardecer y el amanecer. Este riesgo también aumenta en las zonas rurales y periurbanas y en regiones cálidas del país.

Una vez contraída la enfermedad, nuestra mascota puede incubar la enfermedad durante varios meses hasta la aparición de los primeros síntomas. El diagnóstico precoz de la enfermedad y su tratamiento en esta primera fase se verá reflejado en la salud de las mascotas y supondrá también un menor coste emocional y económico para sus dueños. Nosotros recomendamos el control mediante un análisis de sangre una vez al año, siendo lo ideal realizarlo semestralmente. Pasada esta fase de incubación, aparecerán los primeros síntomas en nuestros animales:

Zonas sin pelo y con intensa capas, sobre todo en la cara y extremidades, y ulceras recurrentes en la piel Hemorragias nasales Fiebre o cojeras intermitentes no habituales Aumento del tamaño de los ganglios externos Diarreas crónicas Lesiones inflamatorias oculares En los casos más avanzados y graves de la enfermedad puede presentar inflamaciones severas del hígado, del bazo o insuficiencia renal severa. Aunque la enfermedad no tiene cura actualmente, debemos tener muy presente que la fase en la que se detecta la enfermedad es crucial para tratar la misma y conseguir que afecte lo menos posible a la salud de nuestro animal.

11


Un perro enfermo al que se le detecte a tiempo la enfermedad puede ser tratado para que no presente ningún síntoma y lleve una vida totalmente normal, permaneciendo la enfermedad latente. Estos perros, deben ser controlados periódicamente con análisis sanguíneos y tratados de nuevo si hay indicios de recaídas. Sin embargo, la no detección de la enfermedad hasta sus fases más agudas puede producir la muerte. Así que por favor, realiza al menos una analítica anual a tu mascota para que en el caso de haber contraído la enfermedad pueda ser tratada a tiempo y seguir disfrutando de una vida totalmente normal sin ningún síntoma. ¡No te arriesgues! Victoria Ramírez Veterinaria de A.D.A. Sierra Norte - Pérrikus

¿Sabías qué…? La Leishmaniosis solo la trasmiten las hembras Hay varios tipos de Leishmaniosis, aunque en España solo existe la Leishmania infantum

A diferencia de otros, el mosquito Flebotonos que trasmite la enfermedad no emite zumbido al volar La hembra pica entre 3 y 4 veces antes de morir Debido a su pequeño tamaño, no pueden volar con viento fuertes (más de 1m/s) sin embargo pueden viajar grandes distancias (hasta 2 km.) las personas y muchos mamíferos, entre ellos los gatos, son susceptibles de contraer la enfermedad. Pero a diferencia de estos, la especie canina tiene una particular susceptibilidad a padecer la enfermedad, ya que su sistema inmunitario no es capaz de combatir correctamente al parásito como las otras especies.

En el área mediterránea la Leishmaniosis humana es de muy baja incidencia, y normalmente la padecen personas con su función inmunitaria disminuida (enfermos de SIDA, personas sometidas a tratamientos inmunosupresores, trasplantados, tratados con quimioterápicos, etc.

12


13


¿Quieres adoptarme? En Pérrikus aún son muchos los perros y gatos que esperan pacientemente a que alguien se fije en ellos. Conócelos un poquito mejor y anímate a darles ese hogar.

Dino Abril 2005

Dino, tan grande, tan pequeño... Era un cachorro de 5 meses cuando llego a nosotros, con su sonrisa e inocencia, su alegría y simpatía. Ni un ápice de ello ha perdido en estos 7 años a pesar de la nieve en los inviernos y del calor en los veranos, de las despedidas a amigos de juegos que encontraron un hogar.

Cada día seguimos viendo la dulzura en sus ojos y esa alegría con la que te espera, con la que te mira y te llama para que juegues con él. En Pérrikus no existen los espejos, es por eso que Dino no entiende porque él es diferente. Él no sabe que es un perro de gran tamaño cruce de Mastín y que seguramente sea eso lo que le separa de tener una familia. En todos estos años sigue esperando como el primer día, quizás porque aunque nosotros no lo sepamos, con el sexto sentido que tienen los animales Dino sabe que alguien le espera, que hay una colchoneta en algún lugar al lado de la calefacción esperando para él, que formará parte de una familia, que algún día será él quien diga adiós al albergue. Dino... alegre, cariñoso, sociable, limpio, bonachón... ¿es a ti a quien espera?

Desahucios, crisis… Estas palabras cada día llegan con más sentido a Pérrikus y a sus habitantes.

Xana

2010 Para Xana no son algo nuevo. Ella perdió sus juguetes, su camita, su casa… sus recuerdos y pertenencias se redujeron a lo que cabía en un coche… la vida comprimida en dos metros cuadrados. Dos años así, teniendo una casa de metal, durmiendo en los asientos traseros, pasando frio en invierno y calor en verano. Pero su dueña no aguantó más, eso no era vida. Después de dos años paralizados, dos años en pause esperando un a mejora, se vio obligada a vivir en casa de un familiar que no aceptaba perros. Xana, quien una vez vio como le quitaban sus pertenencias, contempló dos años después como se quedaba sola, sin familia, ahora sí, desahuciada. Pese a sus años, pese a su alegría, pese a su cariño incondicional, Xana sigue esperando. Aguarda una familia, un hogar, un nuevo lugar con cama, con nuevos juguetes y con una nueva familia. Un empezar de nuevo, apretar otra vez el botón de pause para que su vida empiece a caminar de nuevo… ¿Le haces un hueco en tu casa?

14


Athos Junio 2006

Vagando por la carretera, sin rumbo, perdido. Athos vivió así el primer día de la temporada de caza, en solitario. Llegó a nosotros en Octubre, arrastrándose sumiso en cuanto oyó una voz cariñosa llamándole.

Sin tener dueño ni referencia alguna, se ha convertido en un miembro más de Pérrikus, de esos que no colaboran en acciones de voluntariado ni de los que ayudan con la difusión en internet, sino de los que esperan un hogar. Tremendamente sumiso con personas y perros, siempre atento a nuestro lado, siempre buscando una caricia, un gesto. Aún recuerdo cómo seguía con nosotros al otro lado de la valla mientras plantábamos los árboles sin moverse, aún cuando comenzó a chispear y los demás corrían a refugiarse de la lluvia, él seguía con nosotros.

Cariñoso y alegre, siempre dispuesto a jugar con la pelota, una de sus pasiones. Dicen que por su raza es difícil que se fijen el él, pero, ¿habéis visto sus ojos? Compañero inseparable es lo que busco, cariño, amor, compañía.

Eres de los que les gustan los perros por su simpatía pero adora la comodidad de los gatos… entonces tu adopción ideal es Jade, nuestro gatoperro.

Jade 2009

Jade es cariñosa, simpática y nada escapista. Te persigue por toda la casa, aprovecha cualquier descuido para subirte encima de ti y pedir mimos. Como buen gato, no le gusta el agua, y cuando te bañes se paseará por el borde de la bañera enfadada, como si quisiera explicarte porque no hay que bañarse tanto… ¿llevarán razón los gatos y en realidad el agua es mala? En cualquier caso, Jade ha aprendido lo mejor de los gatos (casera y limpia) y lo mejor de sus amigos los perros (cariñosa y dependiente), para hacer las delicias de su adoptante.

¿vas a dejar escapar esta oportunidad?... ¡Adóptala!

15


Adoptados Estos son perros que han encontrado una familia en los meses de Octubre, Noviembre y Diciembre de 2012. ยกGracias a todos por hacerlo posible!

Amaya

Bea

Lira y Chispa

Pique

Chispis

Atlas

Berta

Reme

Valeria

16


Dalila

Runa y Kora

Zahra

Candil

Eduard

Lyra

Byron

Bruma

Mai

Audry

Doris

Coco

17


Cala

Telma

Marley

Piti

Candela

Elia

18


Historias de Adoptados Las mejores historias que nos mandan los adoptantes. Las más divertidas y simpáticas de sus mascotas y su día a día en familia. ¡Gracias por participar!

Toffee y Silvia Conocimos a Pérrikus cuando nos encargamos de la adopción de Pipo (el gato de un familiar que por su edad no podía cuidar de él). Empezamos a visitarles, ayudarles con los mercadillos recopilando cosas, y sobre todo, a ir con mucha ilusión a la protectora, porque Pérrikus y las personas que lo forman nos robaron el corazón. Siempre nos acordaremos de perros que ya están adoptados con los que compartimos momentos muy divertidos. Fue entonces cuando nos empezó a rondar el gusanillo de adoptar a un perro y como yo siempre he querido adoptar uno, era el momento apropiado.

Un día del mes de Agosto de 2010, nada más llegar al albergue la vimos: empezó a saltar entre nosotros, a dar vueltas y encandilarnos. ¡Supimos que vendría a formar parte de nuestra familia! Pero aún tendría que pasar una prueba difícil, pero, ¡también se los ganó! ¿A quienes? Pues a sus hermanos gatunos con los que se lleva fenomenal. Toffee es todo cariño y juegos, incluso con su compañero gato de casi 90 años (en edad gatuna). Ahora mismo está tumbada en el sillón… ¡un momento! Parece que quiere decir algo: ¡Agradezco a Pérrikus esta nueva vida que me ha dado con esta familia que es una gozada!

Alma y Sagrario Alma es todo un personaje, ¡y lista! Cuando está tumbada y no quiere que la molesten se hace la dormida y abre los ojos cuando cree que nadie la mira y si ve que la observamos, los cierra deprisa. Pero cuando quiere subir a la cama para dormir con el cuello retorcido como más le gusta, flexiona las patitas y nos mira fijamente para que la aupemos. Tiene muchos peluches que esconde cuando vienen amigos a casa, especialmente el mono, al cual adora. Bueno, y al pato, y a la vaca…. En las comidas sabe que solo Juan le da algún trocito y no pierde el tiempo pidiendo a nadie más. Al igual que cuando quiere que se le rellene el Kong, que me ladra, lo mira y lo tira al suelo desde la cama o el sofá. Es muy mimosa y sobona, y siempre os saluda a empujones, menos a Juan, que se apoya en dos bastones para caminar y sin haberla dicho nada se para a su lado sin empujarle para recibir mimos. Y aún le queda tiempo para ir con su amiga Ginebra a manifestaciones animalistas… ¡No para!

19


Los perros no hablan humano Sección de Conducta y Comportamiento Los perros no hablan humano y esto es algo que debemos entender desde el momento en que un perro forma parte de nuestra familia y queremos establecer con él una relación plena y satisfactoria. Para ellos, la comunicación es un conjunto de señales sonoras, visuales y de olores que realizamos los humanos u otros animales. Aunque pueden llegar a asociar una palabra con determinadas acciones siempre y cuando se les haya enseñado a hacerlo, en general nuestro perro no entiende qué le decimos sino cómo se lo decimos. Es importante comprender la diferencia entre el “qué” y el “cómo”. Ahí es donde radica el gran problema de comunicación entre perros y humanos, en el no entendimiento por nuestra parte de su lenguaje. Mucha gente humaniza en exceso a sus mascotas y si bien es cierto que se llega a crear con ellos un vinculo excepcional, no hay que olvidar que ellos interpretan nuestro lenguaje corporal, nuestros olores y nuestros sonidos de manera muy diferente a como lo haría otra persona. Desde Pérrikus, intentaremos en esta sección abordar distintas situaciones que se pueden presentar en el día a día con nuestras mascotas, para que aprendamos a comprenderlas y a tratarlas, mejorando nuestra comunicación con el fin de crear una relación satisfactoria y duradera basada en el entendimiento mutuo. 20


¿Cómo saludar a un perro? ¿Te gusta que se acerquen desconocidos por la calle a darte abrazos y besos?, ¿Te gusta que te acaricien o te toquen la cabeza sin haber dado tu aprobación? A los perros tampoco les gusta. ¡Aprendamos a saludarles correctamente!

¿Sabemos cómo debe ser el primer contacto con un perro? Ésta es una pregunta que quizás pocas veces nos hacemos, pero que sería una de las primeras cosas que deberíamos aprender y qué mejor manera de empezar nuestra sección que aprendiendo a saludar a un perro desconocido. Aprender a acercarnos correctamente a un perro (sea del tamaño que sea) no solo nos evitara posibles mordiscos, si no que además al perro no le haréis pasar un mal rato y a su propietario le facilitareis la convivencia con su perro no haciéndele pasar una mala experiencia. Ante un perro que no conocemos, no debemos olvidar que no sabemos cómo puede llegar a reaccionar por muy buenas intenciones que se tengan. Recordar ser cautos e ir lentamente viendo cómo reacciona el perro a nuestros movimientos ya que muchos dueños no controlan ni conocen realmente a sus perros y podemos encontrarnos en situaciones desagradables. ¿La manera correcta? Ir despacio hacia él haciendo una pequeña curva (caminando tranquilo), podemos ir mirando al suelo al llegar al perro (señal de calma), nos agachamos ofreciéndole un costado y le hablamos en tono amable, sin chillar, le acariciaremos de forma tranquila. El perro decidirá si se acerca o no, y si no se acerca no vayamos a tocarle, el tener paciencia y dejar su espacio a los perros es importante. Para levantarnos lo haremos despacio. Tanto si no conocemos al perro como si le conocemos pero es desconfiado y temeroso con las personas, debemos dejar que sea él el que se acerque a nosotros. Nunca debemos insistirle y evitaremos hacer señales y gestos raros para atraer su atención.

Zas (2009) es cruce de podenco portugués que al principio se muestra retraído con extraños pero cuando coge confianza es muy cariñoso.

Si el perro se acerca y nos quiere saludar, le ignoramos y le dejamos que nos huela sin tocarle ni inclinarnos hacia él. Una vez que el perro nos haya reconocido olfativamente, podemos acariciarle en el lateral de su cara, cuerpo o espalda pero nunca en la cabeza ni intentaremos abrazarle debido a que para ellos son gestos intimidantes e incómodos que invaden su espacio

21


personal. En este punto debemos estar muy pendientes de los niños, sobre todo sin son pequeños, ya que tienden a hacerlo. Si tenemos cualquier duda sobre su comportamiento o detectamos alguna señal de peligro, nos quedaremos quietos ignorando su presencia. Adoptaremos una actitud tranquila, mostrándole nuestro lateral y vigilándolo de reojo, sin mirar nunca directamente a los ojos. Lentamente nos iremos alejando recordando no correr en ningún momento, ya que esto le alteraría más. Mª del Carmen Pérez Experta en Conducta

Señales de calma: Andar despacio, hacer movimientos lentos Extracto de “Señales de Calma” de Turid Rugaas, un libro que ahonda en las señales que emiten nuestros perros. Escrito en un lenguaje muy directo, sencillo, sin tecnicismos, para lograr comprender el código que rige en la comunicación de y con los perros, nos ayudará a evitar conflictos y a disfrutar con mayor intensidad de la relación con nuestros perros.

Los movimientos que se hacen más lentos, en ocasiones tan lentos que parece que no se mueve nada, son muy efectivos para calmar. Tu perro puede hacerlo cuando avista a otro perro. Los movimientos lentos comienzan tan pronto como se avista al otro. Puedes observarlos cuando llamas a tu perro y tu entonación muestra que estás algo irritado, enfadado o dominante. Aparecen cuando acontecen muchas cosas en el entorno del perro y este trata de calmar algo la situación. Cuando saltas, te mueves y gritas mucho para hacer que el perro corra más, normalmente lo que consigues es el efecto contrario: los perros trabajan más despacio para calmarte. Puedes usarlo cuando un perro se muestra asustado, te tiene miedo, o cuando quieres resultar más atractivo para él, o quieres acercarte para ponerle la correa. Cuanto más despacio te muevas, mayores posibilidades tendrás de conseguir que se quede quieto. Por ejemplo: Shiba, un Border Collie que participaba en pruebas de Agility, se volvió más y más lento en la pista. El amo corría, saltaba arriba y abajo moviendo sus brazos y chillando mucho para animar al perro. Al final, Shiba apenas se movía en la pista porque estaba intentando tranquilizar a su amo.

Título: El lenguaje de los perros: las

señales de calma Autora: Turid Rugaas Editorial: KNS Ediciones ISBN: 9788493323257

El amo de Candy la estaba llamando para dar por terminada la suelta en el parque y volver a casa. Había alguna gente y otros perros entre Candy y su amo, por lo que la perra caminaba despacio entre ellos para llegar hasta donde se encontraba su amo. Dices Échate con una entonación firme, seca: tu perro se echa, pero muy lentamente, porque tiene que calmar el enfado que hay en el tono de tu voz.

22


23


Voluntarios Sección de Voluntarios Pérrikus es una pequeña asociación que se nutre de la ayuda desinteresada de los socios, adoptantes, colaboradores, donantes, voluntarios y todos aquellos que de una u otra manera contribuyen a dar a conocer nuestra labor y a nuestras mascotas en adopción. La labor de los voluntarios es crucial para la protectora, y es gracias a ella por lo que sigue adelante cada día más consolidada y con más fuerza.

El voluntario es aquel que desinteresadamente regala su tiempo a nuestros animales, bien sea mucho o poco. Cada gesto cuenta, desde los que dan a “compartir” a nuestros perros en las redes sociales para ayudar con su difusión hasta los que cada semana acuden puntuales a su cita con el albergue. Cualquiera puede ser voluntario y ayudar en la manera que le sea más cómoda, pero solo una cosa se pide: compromiso. Sea mucho o poco tiempo, a menudo o esporádicamente, lo importante es cumplir con el compromiso adquirido, ya que al final nuestros animales son los que salen perjudicados del abandono del voluntario. 24


Voluntarios, ¿Cómo ayudar? ¿Te gustaría ayudarnos?, ¿Tienes tiempo libre y quieres utilizarlo para ayudar a nuestros animales? Ponte en contacto con voluntariosperrikus@gmail.com y te informaremos de todo

Durante estos meses se han realizado multitud de tareas de mantenimiento en el albergue gracias al trabajo desinteresado de los voluntarios y de la contribución de socios y donaciones con los materiales empleados en ellos. Cada vez son más los que vienen a disfrutar su tiempo con nuestros animales cepillándolos, limpiándoles los oídos, sacándoles a pasear, jugando con ellos o enseñándoles a caminar con correa correctamente. Aunque os venimos informando de todo ello a través de la página web y de los medios sociales, queremos comentar un poco más en profundidad dos grandes obras que se están acometiendo actualmente: la adecuación para el uso del pasillo exterior del albergue y ordenación del garaje para ganar espacio. A la espera de tiempo y fondos quedan acciones como el vallado de las dos casetas de madera que se colocaron este verano para que se puedan utilizar, o la colocación de carteles de adopciones de perros en clínicas veterinarias por parte de voluntarios.

Garaje En Pérrikus nos hace falta espacio, es por ello que estamos habilitando el garaje para poder colocar camitas para nuestros animales. En estos meses hemos reforzado una de las paredes y se han colocado estanterías donde almacenar más eficientemente el pienso al aprovechar todo el espacio en vertical. Aunque necesitamos más espacio de almacenaje y más estantería, se han ganado algunos metros y se ha podido colocar un colchón para que duerman a gusto nuestros perros. Haz un pedido directamente a Luposan, a precio especial de protectoras, y Luposan enviará tu donativo a Pérrikus con factura a tu nombre. De este modo tu sabes como se utiliza tu dinero y nosotros damos un alimento de alta gama natural a nuestros “bichitos”


Pasillo exterior Se ha desbrozado el pasillo exterior que rodea el albergue, se ha arreglado la valla que lo separa del exterior ante el peligro de desplome que tenía con el viento y se han plantado árboles. Con esto se consigue crear un pasillo transitable alrededor del albergue para que las visitas puedan visitar todo el recinto y ver a nuestros animales sin el peligro ni la incomodidad de tener que pasar por los diferentes paseos. Los perros en el albergue están separados por grupos para acceder a los diferentes “paseos” que no son más que espacios vallados donde pueden correr y jugar. Esta separación es necesaria ya que no todos los perros son compatibles entre si, y así se evitan posibles peleas. Con el pasillo también se consigue que los perros puedan acceder al exterior del albergue por él, lo que facilita los paseos por el campo, ya que actualmente para sacarlos hay que ir sorteando los distintos paseos, encerrando perros hasta que otros salgan, etc. Para terminar de adecuar el pasillo para que pueda ser utilizado necesitaríamos crear una puerta más de acceso al pasillo desde uno de los patios y una doble puerta de entrada principal para el albergue que diese al pasillo para aislar la salida de los perros y evitar posibles escapatorias.

Puerta de acceso al pasillo desde uno de los patios

26


www.perrikus.org

27


Perrikus Revista nº1 enero 2013