Page 65

El periodismo del siglo información .

XXI

se encuadra en un escenario en el que los ciudadanos se convierten en potenciales productores de

mediante una infraestructura de edición sencilla las inquietudes más presentes entre la ciudadanía local. Con la misma filosofía han surgido en 2006 multitud de invitaciones a la participación del público en medios de comunicación de todo el mundo. R ecientemente, la Wikipedia, una enciclopedia construida a partir de la colaboración planetaria de miles de usuarios, ha abierto su sección de noticias, Wikinews. Una de las iniciativas más llamativas es Current TV, un canal de televisión por cable que emite los vídeos producidos y seleccionados por la audiencia, compuesta ya por 28 millones de hogares estadounidenses. La cadena CNN ha sido la siguiente en subirse al carro de la participación ciudadana para la producción informativa: en agosto de 2006 presentaba CNN.com/Exchange, una plataforma para que cualquier ciudadano publique fotografías , vídeos, archivos sonoros o textos tras pasar el mismo filtro editorial que los

reportajes de producción propia. Y seguro que no será la última: MSNBC.com y AOL ya han anunciado su intención de seguir el mismo camino.

Todo cambia para seguir igual La cultura del código abierto se está extendiendo con el avance de las tecnologías digitales. Pero quedan todavía muchos interrogantes por despejar. Como ya hemos señalado, estas propuestas no abandonan los mecanismos del capitalismo y, en muchos casos, el conocimiento se equipara a la información y se impone la lógica de la rentabilidad, lo cual no tiene por qué ser negativo, siempre que no se ignore. Recalquemos que la tecnología nunca puede explicar por sí sola los cambios sociales: puede que dé cierta respuesta a la aspiración de algunos a hacer oír su voz, pero no puede dar voz a la mayoría silenciosa. En Internet participan los que ya se comprometen en el mundo predigital o quieren

63

0019  
0019  

Énfasis Carlos Dore Cabral

Advertisement