Page 1

LA BIBLIOTECA ESCOLAR DEL C.E.PR. DOCTOR SEVERO OCHOA 1. Puntos de partida 2. La Biblioteca Escolar del C.E.PR. Doctor Severo Ochoa 3. Organización de la biblioteca 3.1. Organización del espacio y de los recursos materiales 3.2. Organización y funciones de los recursos humanos i. Dirección ii. Jefatura de Estudios iii. Coordinador/a del Plan LyB y Responsable de Biblioteca iv. Colaboradores de la biblioteca 4. Funcionamiento de la Biblioteca Escolar 4.1. Servicios de la Biblioteca 4.2. Normas de funcionamiento 4.2.1. Del espacio 4.2.2. De la colección 4.2.3. De la zona telemática 4.2.4. Del uso de Internet en la Biblioteca 4.2.5. De los usuarios 4.3. Horarios 4.4. Préstamos y devoluciones 4.5. Tratamiento de la Información 4.6. Gestión Centralizada 4.7. Expurgo y actualización del fondo

1. Puntos de partida “La biblioteca escolar es un centro de recursos multimedia, que funciona al mismo tiempo como biblioteca tradicional con materiales impresos, como hemeroteca y como mediateca con materiales audiovisuales e informáticos. Este centro de recursos es una colección organizada y centralizada de materiales diversos bajo la supervisión de personal cualificado. Presta al centro educativo múltiples servicios de información y ofrece acceso, por diferentes vías, a fuentes de información y materiales complementarios que se encuentran en el exterior. Constituye además un lugar favorable al estudio, a la investigación, al descubrimiento y a la lectura.” (Ministerio de Educación y Ciencia, 1995).

Tomamos como punto de partida lo que la LOE recoge textualmente sobre Bibliotecas Escolares en su artículo 113. Artículo 113. Bibliotecas escolares. 1. Los centros de enseñanza dispondrán de una biblioteca escolar. 2. Las Administraciones educativas completarán la dotación de las bibliotecas de los centros públicos de forma progresiva. A tal fin elaborarán un plan que permita alcanzar dicho objetivo dentro del periodo de implantación de la presente Ley. 3. Las bibliotecas escolares contribuirán a fomentar la lectura y a que el alumno acceda a la información y otros recursos para el aprendizaje de las demás áreas y materias y pueda formarse en el uso crítico de los mismos. Igualmente, contribuirán a hacer efectivo lo dispuesto en los artículos 19.3 y 26.2 de la presente Ley. 4. La organización de las bibliotecas escolares deberá permitir que funcionen como un espacio abierto a la comunidad educativa de los centros respectivos. 5. Los centros podrán llegar a acuerdos con los municipios respectivos, para el uso de bibliotecas municipales con las finalidades previstas en este artículo.


Juan Cobos Wilkins (autor de las novelas El corazón de la tierra y Mientras tuvimos alas) publicó en prensa, el día 31 de Mayo de 2007, el magnífico artículo titulado “Lectura y revolución”, cuya lectura originó el Proyecto del Plan Lectura y Biblioteca de nuestro centro “El Tusitala de Los Vélez. Animando a leer”, que en definitiva es el que articula y estructura el funcionamiento de nuestra Biblioteca. A continuación escribimos textualmente algunas partes de es artículo “Lectura y revolución”: (…) Un estudio de la Fundación Ruipérez, según trabajo de campo en 400 colegios y encuestas a 40.000 alumnos y 20.000 profesores, muestra que, en España, el 80% de los estudiantes no pisan las bibliotecas, no saben cómo utilizarlas ni desenvolverse en ellas, son sitios raros y ajenos a su campo de interés. Pero es que un 40% de los educadores también las ignora, sólo un 22% visita la de su lugar de trabajo y un escandaloso 77% de los profesores nunca desarrolla actividades vinculadas a los libros. La media europea de inversión en bibliotecas es de 16,5 euros por habitante; 6,22 la española. En cuanto a la adquisición de libros, rebasa los 3 euros, mientras que 88 céntimos marcan la media en tierras de Quevedo, Juan de la Cruz, Cervantes...(…) (…)Debieran los lectores ser declarados especie protegida(…), (…) El ejercicio volitivo de la lectura, que informa, forma, ejercita la inteligencia y activa la imaginación -tan precisas en un mundo esquemático, materialista, ramplón- se convierte así en íntima subversión, en rebeldía cargada de esperanza e independencia contra la uniformidad y la clónica globalización. Elegir un libro, citarse con él, mimarlo un poquito entre los dedos, acariciarlo como el amor antes de darse, retener voluntariamente el momento de entrar en sus páginas y, luego, abrirlo y entregarse y gozarlo, es un encuentro con la vida, un abrazo de pasión y armonía a la existencia, transfusión fecundadora de pensamientos, transubstanciación afirmadora de libertad. Trasplante de alas. Verdad es que leer exige un pequeño esfuerzo frente a la pasiva facilidad de mirar una pantalla. Pero si ésta, televisiva o de ordenador, es una ventana, el libro será balcón, terraza, explanada abierta a las estrellas, un viaje a y por otros seres humanos, un paso (de página) hacia nuestro lugar en el mundo.(…) (…)es justo rendir homenaje a esos cientos, miles, de hombres y mujeres (en los clubes, ellas, las lectoras, son muchas más: luchadoras, supervivientes, fantásticas; ellos, en los que visité, son islas, feraces ínsulas, igualmente heroicos y afirmativos), mujeres y hombres que, pueblo a pueblo, están tejiendo una mágica red de resistencia y revivificación de la lectura.(…)

2. La Biblioteca Escolar del C.E.PR. Doctor Severo Ochoa Según el Plan de Lectura y Biblioteca “El Tusitala de Los Vélez. Animando a leer” (LyB en adelante) la biblioteca escolar del C.E.PR. Doctor Severo Ochoa es un centro de recursos, para la enseñanza y el aprendizaje, instrumento de apoyo a las tareas docentes y al desarrollo de los hábitos lectores, espacio compensador de desigualdades que contempla la atención del alumnado con desventajas sociales y culturales y con dificultades de aprendizaje, que atiende a la diversidad, que solventa el acceso a la información y al conocimiento en igualdad de oportunidades y que puede ofertar al alumnado todos los servicios con su apertura extraescolar. Por todo ello debemos aunar esfuerzos para impulsar el buen uso de la biblioteca e integrarla en la práctica y el currículo.


Para que la Biblioteca Escolar (BE en adelante) deje de ser un recurso marginal, el Claustro, desde una posición ética y de compromiso, debe abordar la necesaria y estimulante tarea de transformar la biblioteca del Centro en un recurso imprescindible para la actividad escolar. Por lo tanto, el modelo de Biblioteca Escolar que planteamos se puede definir como un nuevo lugar de aprendizaje, que alberga una colección organizada y centralizada de materiales informativos que necesita el centro para desarrollar su tarea docente, cuyas actividades se integran plenamente en los procesos pedagógicos del centro y se recogen en el Proyecto Educativo del Centro, Proyecto Curricular del Centro y el Plan Anual de Centro. Sus objetivos son: a. Proporcionar un continuo apoyo al programa de enseñanzaaprendizaje. b. Favorecer el desarrollo de las competencias básicas. c. Asegurar el acceso de toda la comunidad educativa a una amplia gama de recursos, servicios y programas. d. Dotar al alumnado de las capacidades básicas para obtener y usar una gran diversidad de recursos y servicios. e. Habituar al alumnado a la utilización de la biblioteca con finalidades culturales, informativas y de aprendizaje permanente. f. El principal objetivo será el fomento de la lectura. La consecución de estos objetivos implica realizar las siguientes funciones: a. Inventariar todo tipo de fondos documentales educativos existentes en el centro. b. Ofrecer al profesorado un catálogo de recursos que faciliten su labor docente. c. Ofrecer información al alumnado para satisfacer sus necesidades curriculares y culturales. d. Constituir el ámbito adecuado en el que el alumnado adquiera las capacidades necesarias para el uso de las distintas fuentes de información. e. Impulsar actividades que fomenten la lectura, la lecto-escritura y promoción cultural como medio de uso del tiempo libre, formación e información. f. Dar respuesta a las demandas del alumnado con necesidades educativas especiales, articulando medidas de apoyo en el acceso y uso del fondo documental y en la participación de aquél en las actividades programadas. g. Actuar de vía de comunicación y colaboración con otras entidades (biblioteca pública, centros educativos…) y servicios de información externos.


3. Organización de la biblioteca 3.1. Organización del espacio y de los recursos materiales La biblioteca consta de las siguientes zonas: • Zona de Lectura y Trabajo en Grupo: está situada a la derecha de la entrada principal y está destinada para el trabajo en grupo del alumnado, guiados o no por el profesorado, y la lectura de libros, revistas, cómics y periódicos. • Una zona de Información y Préstamos: situada en frente de la entrada a la biblioteca, consta de una mesa con un ordenador escáner e impresora y una estantería. • Un ordenador para la consulta del catálogo: situada a la derecha de la entrada, junto a la ventana grande de la derecha. En ambos ordenadores se puede consultar el catálogo mediante el programa ABIES. La colección bibliográfica está repartida en estanterías y se pueden diferenciar las siguientes zonas: • Catálogo de obras adquiridas en los últimos tres cursos (2007-2010), todos ellos para fomentar directamente la lectura del alumnado (en las cinco estanterías modelo Billy que hay en la pared verde de la Biblioteca). Son materiales de contrastado éxito entre los alumnos. Todos estos libros están catalogados (tejuelo y código de barras) y perfectamente inventariados a través del programa ABIES; gracias a este programa se pueden realizar consultas y búsqueda de las referencias bibliográficas; en este programa están registrados todos los lectores del centro por lo que se puede llevar a cabo el servicio de préstamo de libros. Este catálogo de obras está en continuo crecimiento, pues continuamente se están adquiriendo materiales o bien la editoriales Santillana y Anaya nos regalan fondos que previamente les solicitamos. • Catálogo de obras de consulta (diccionarios, enciclopedias, atlas…). Se localizan en estanterías normales y con cristales (en la pared naranja en su lado derecho). • Catálogo de materiales digitales y visuales (software, dvd, cintas de vídeo, cintas de cassette), en la pared azul en su lado izquierdo. • Catálogo de novela y clásicos en conjunto de estanterías pareadas en la pared azul en su lado derecho. 3.2. Organización y funciones de los recursos humanos Según el Plan LyB corresponde a la: i. Dirección a. Presentar el plan de trabajo de la Biblioteca e incluirlo en el Plan Anual de Centro (PAC). b. Nombrar a la persona responsable de la Biblioteca escolar y formar el Equipo de Apoyo, a propuesta de aquella. c. Incorporar el uso de la Biblioteca escolar en el currículo, arbitrando las mejoras y cambios pertinentes en el Proyecto Educativo del Centro. d. Promover acciones formativas relacionadas con las estrategias de utilización de la Biblioteca como recurso educativo de apoyo al proceso de enseñanza-aprendizaje.


e. Crear un equipo de personal responsable para garantizar el buen funcionamiento y mantenimiento de la Biblioteca. f. Garantizar el presupuesto económico y el material adecuado. g. Establecer el horario de visitas de los grupos de alumnado a la Biblioteca en horario escolar y posibilitar la apertura en horario extraescolar nombrando un/a monitor/a o persona responsable. h. Mantener presente el programa de trabajo de la Biblioteca en reuniones de claustro, equipos docentes y órganos colegiados. ii. Jefatura de Estudios a. Realizar el seguimiento del plan anual de utilización de la Biblioteca escolar y garantizar la ejecución de las distintas tareas implicadas. b. Requerir informes a los/as responsables de la BE de las actuaciones desarrolladas con arreglo a la planificación anual. c. Facilitar acciones y medidas que mejoren la calidad de los servicios y programas de la Biblioteca: adjudicando profesorado a guardias de Biblioteca. Entendemos que el profesorado para estas guardias, siempre que sea posible, tiene que ser voluntario pues debe realizar las funciones que se le asignarán en el apartado 4. del presente Reglamento. iii. Coordinador/a del Plan LyB y Responsable de Biblioteca a. Elaborar el plan de trabajo anual de utilización de la Biblioteca Escolar, atendiendo a los proyectos curriculares del centro. b. Realizar el tratamiento técnico de los fondos, así como su selección y adquisición atendiendo a las propuestas y peticiones de los sectores de la comunidad educativa. c. Informar al claustro de las actuaciones de la Biblioteca y canalizar sus demandas. d. Recibir, tratar, difundir y hacer circular información pedagógica y cultural. e. Gestionar los recursos económicos bajo la supervisión del Secretario y Directos del Centro. f. Coordinar los recursos humanos. g. Definir la política de préstamo y organizar la utilización de los espacios y los tiempos de la Biblioteca. h. Atender todos los servicios ofertados por la Biblioteca junto al equipo de apoyo. i. La persona responsable de la Biblioteca distribuirá las tareas para desarrollar el plan anual de trabajo de la BE entre sus colaboradores. Las tareas deben ser aprobadas por la Jefatura de Estudios. j. Según la Orden de 11 de mayo de 2007 en su punto 11 recoge textualmente “Al profesorado de Educación Primaria que ejerza la función coordinadora se le asignará para el desempeño de esta función, el horario destinado a atender el cuidado y vigilancia de los recreos, así como el horario no lectivo de obligada permanencia en el centro, sin perjuicio de su asistencia a las reuniones que correspondan a los órganos de gobierno, participación y coordinación docente del centro”. •

iv. Colaboradores de la biblioteca Profesores Ayudantes


La biblioteca contará con profesores en las labores de vigilancia y préstamo. • Alumnos voluntarios La biblioteca podrá contar con alumnos que quieran colaborar voluntariamente con la biblioteca. Estos alumnos serán denominados, colaboradores de la biblioteca (o bibliotecarios).El objetivo de estas colaboraciones será el de implicar al resto del alumnado en el mantenimiento y desarrollo de su biblioteca. Serán alumnos del 3 er Ciclo. Estos colaboradores de la biblioteca tendrán las siguientes funciones: a. Mantener abierta la biblioteca en horario lectivo (generalmente los recreos y otros tramos lectivos que se determinen). b. Velar por el cumplimiento de las normas de funcionamiento de la biblioteca. c. Conocer el programa ABIES para realizar las distintas tareas de gestión bibliotecaria. d. Facilitar los servicios, estudio, préstamo y consulta. e. Catalogar los fondos de nueva adquisición. f. Velar por el orden y uso correcto de los servicios y materiales. Haciendo especial hincapié en la organización de los fondos bibliográficos situados en las estanterías. g. Extremar la puntualidad para reducir el cierre de la sala durante los cambios de clase. No se dejará la biblioteca sin vigilancia en ningún momento.

4. Funcionamiento de la Biblioteca Escolar El uso del aula, servicios y fondos de la Biblioteca, así como la participación en programas de actividades, se regirá en todo momento de acuerdo a las normas establecidas en este Reglamento. No se permitirán otros usos arbitrarios, no programados o ajenos totalmente a la finalidad educativa y cultural que tiene dentro del centro. Al comienzo de cada curso escolar se notificará a toda la comunidad educativa los aspectos generales de su funcionamiento: responsables, equipo de apoyo, horarios, programa de actividades generales… Toda esta información se integrará en el Plan Anual y se publicará en el tablón de anuncios de la Biblioteca. 4.1. Servicios de la Biblioteca La biblioteca prestará los siguientes servicios:  Lectura y consulta en sala. a) En régimen de consulta en sala, con libre acceso del usuario a la colección. b) La biblioteca cuenta con 2 ordenadores fijos y conexión wifi los equipamientos y las tecnologías que permitan el uso de documentos multimedia y el estudio con este tipo de herramientas por parte de los usuarios.  Préstamo a las aulas.  Préstamo a domicilio.  Información bibliográfica y de referencia. Comprende:


a) Información general de la biblioteca. b) Información bibliográfica interna. c) Información bibliográfica externa d) Servicios de alerta de novedades. Una de las herramientas fundamentales para el desarrollo de este servicio será el tablón de información periódica con el que contará la biblioteca y el blog.  Formación de usuarios. La formación de usuarios tiene como objetivo enseñar a los miembros de la comunidad escolar a utilizar de manera eficaz la biblioteca y sus recursos de información creando usuarios autónomos, capaces por sí mismos de aprovechar cualquier recurso de información. Se llevará a cabo una política homogénea de formación de usuarios, elaborando guías y productos en diversos soportes que describan los servicios, organizando visitas, cursos y sesiones de formación, buscando su integración en las actividades del centro.  Fomento de la lectura. Se trata de un conjunto de actividades encaminadas a animar o incitar a los jóvenes del centro a leer, a través del acercamiento al libro de una forma voluntaria, creativa, lúdica y placentera. 4.2. Normas de funcionamiento 4.2.1. Del espacio Para asegurarnos un buen funcionamiento de la biblioteca y para mejorar el uso compartido de la misma es necesario tener en cuenta que: • Se debe velar por el silencio, limpieza y orden de la biblioteca. • Está prohibido comer y beber en la biblioteca. • Está prohibido fumar en la biblioteca. • La biblioteca no debe ser utilizada como lugar de castigo. • Si al realizar una actividad se cambia la distribución de las mesas y sillas, cuando se termine se deben devolver a su posición inicial. Las actividades propias de biblioteca tienen prioridad sobre otras que no lo sean. • Se debe cuidar el buen uso de las zonas (‘Zona de lectura y trabajo en grupo’ y ‘Zona de estudio y consulta’). • Hay que cerrar con llave la biblioteca si no queda ningún profesor/a en ella. • El profesorado que lleva a un grupo de alumnos/as a la biblioteca debe velar por el cumplimiento de las normas y permanecer en la biblioteca hasta el final de la hora. • Los recreos la biblioteca permanecerá abierta de 11:30 h. a 11:55 h. 4.2.2. De la colección La colección de la Biblioteca de Centro es un conjunto organizado y seleccionado de documentos, con independencia de su soporte, la forma de acceso, su modo de adquisición y ubicación dentro del centro (entendiendo como colección todo el material bibliográfico y audiovisual contenido dentro y fuera del recinto de la biblioteca (otras dependencias: despachos, secretaría, aulas…) cuyo objetivo fundamental es satisfacer las necesidades de


información de la comunidad escolar, atendiendo a sus fines de estudio, docencia, investigación y de difusión de la cultura y de la ciencia. Se compone de monografías, obras de referencia, audiovisuales y publicaciones periódicas. Según sus características cada tipo de fondo puede requerir técnicas de acceso, de tratamiento y de gestión bibliotecaria y documental diferentes. La consulta de los fondos se hace a través del catálogo en línea (ABIES), de la biblioteca. El desarrollo y adecuación de la colección es responsabilidad de todos, para ello la biblioteca contará con un buzón de sugerencias, en el que se recogerán las peticiones de todos los usuarios. Donaciones: La donación de fondos a la biblioteca será sometida a valoración, para determinar laadecuación de esta a la colección de la biblioteca. 4.2.3. De la zona telemática La biblioteca se configura como espacio multimedia capaz de albergar y de organizar para su búsqueda inmediata todo tipo de documentos y recursos electrónicos (catálogos, hojas de cálculo, bases de datos, CDROM, DVD, selecciones de sitios electrónicos en Internet, etc.), propiciando actuaciones formativas para la adquisición de habilidades en el uso de las tecnologías de la información y la comunicación. El control del servicio seguirá los mismos criterios de uso que el resto de los materiales de la colección. 4.2.4. Del uso de Internet en la Biblioteca La biblioteca dispone de dos ordenadores de sobremesa que pueden ser ser usados para consultar enciclopedias, diccionarios, uso de juegos y programas educativos, tanto instalados en el ordenador como de ejecución desde CD-Rom y/o DVD... Estos ordenadores también estarán conectados a Internet, lo que permitirá acceder a una gran cantidad de información y de recursos. La Biblioteca también puede ser usada con los portátiles TIC y los ultraportátiles TIC 2.0. Los ordenadores y el acceso a Internet serán para uso exclusivo de la actividad docente. Actividades permitidas: • Consulta y descarga de páginas Web. • Acceso a cuentas de correo electrónico basadas en sitios Web. • Uso de programas educativos. • El dispositivo de almacenamiento externo será suministrado por la persona que hace uso del servicio (lápiz de memoria USB, CDs, DVDs…) Actividades NO permitidas: • Uso de programas de chat. • Acceso a páginas o utilización de archivos o programas de contenido violento, pornográfico,racista, etc., o susceptibles de constituir delito. • Uso de programas de correo electrónico basados en tecnología POP, o sea, aquéllos que necesiten de un programa específico para gestionar el correo. • Uso de juegos que no sean los estrictamente instalados y autorizados. • Instalación de cualquier tipo de programa o accesorio.


• Modificación de cualquier tipo de configuración en los ordenadores o terminales, así comoinstalación de cualquier tipo de software sin la autorización de los responsables. La navegación por Internet estará sujeta a filtrado de contenidos para impedir el acceso a páginas que se consideren nocivas, violentas, etc. Igualmente, los responsables de la biblioteca o en su caso los maestros presentes tienen toda la autoridad necesaria para velar por el cumplimiento de estas normas y la conservación del material (hardware y software) disponible en las mismas. 4.2.5. De los usuarios Son usuarios de la Biblioteca de Centro: - El personal docente del centro. - El alumnado. - El personal de administración y servicios. - Las madres y padres de los alumnos y alumnas. • Derechos de los usuarios: 1. Acceder en condiciones razonables a la consulta y estudio de los fondos bibliográficos y documentos de la biblioteca de centro. 2. Acceder al préstamo a domicilio y a otros servicios, siempre que se identifiquen con el carné de usuario de la biblioteca escolar y no estén sujetos a alguna de las sanciones contempladas en la misma. 3. Disfrutar de los servicios de la biblioteca durante periodos de tiempo y horarios orientados a satisfacer sus necesidades. 4. Recibir información, asesoramiento y colaboración en la localización y acceso a fuentes de información. 5. Recibir la formación básica para la utilización de los servicios de la biblioteca. 6. Recibir una atención correcta y eficiente por parte del personal de la biblioteca. 7. Desideratas para la adquisición de fondos bibliográficos. • Deberes de los usuarios: 1. Hacer un uso correcto de las instalaciones, bienes y recursos de la biblioteca (p.e.: no se podráacceder a la biblioteca con comida o bebida). 2. Cumplir con las disposiciones que regulen los distintos servicios de la Biblioteca y, en especial,las normas que se dicten para el préstamo de fondos bibliográficos y documentos y el uso de la sala de lectura. 3. Colaborar con los servicios de la biblioteca para mantener el correcto funcionamiento de los mismos, evitando cualquier conducta que pudiera menoscabar su desarrollo. A este fin, se deberán guardar las normas de respeto básicas hacia el resto de usuarios y el personal de la biblioteca, manteniendo una actitud que favorezca un ambiente de estudio y trabajo. 4. Se considerará falta grave la falta de respeto hacia el bibliotecario o hacia otros usuarios y el uso indebido de las instalaciones y colecciones de la biblioteca. 5. Abstenerse de utilizar servicios o prestaciones para los que no esté autorizado.


6. Cuantos otros deberes se deriven de la normativa vigente. 7. El incumplimiento de esta normativa podrá conllevar la limitación de los derechos de los usuarios llegando incluso a su expulsión de la biblioteca a la suspensión del derecho al uso de los servicios o a la pérdida temporal de la condición de usuario. 4.3. Horarios El horario de la BE abarca tres aspectos diferenciados pero complementarios: a) Horario de la persona responsable, del equipo de apoyo y profesorado colaborador en las guardias. Sus horarios se harán públicos para que la comunidad educativa conozca el personal que en cada momento puede atenderle y ayudarle. Parte de su horario se dedicará a preparaciones propias del funcionamiento de la BE (generalmente en los recreos). b) Horario lectivo de visitas. Después de consultar al profesorado se elaborará un horario lectivo de visitas de los grupos para la realización de actividades. Si no se usan las sesiones asignadas a cada grupo, cualquier otro grupo podrá usar la Biblioteca previa petición y reflejo en el cuadrante horario del tablón de biblioteca. Asimismo, el resto de sesiones podrá usarse libremente por los grupos de alumnos para realizar otras actividades educativas, velando por el correcto uso de servicios y materiales establecidos en este Reglamento. Para reservar fecha y hora se tendrá en cuenta el cuadrante que se publicará en el tablón para conocimiento general. Toda acción llevada a cabo con un grupo en la Biblioteca requiere que el profesorado permanezca con el grupo y siguiendo una actividad planificada. c) Horario de recreo y extraescolar. Para la utilización de la BE durante el recreo se establecerá un turno de guardia. Se arbitrarán las medidas oportunas para el uso de la BE con actividades extraescolares, siempre y cuando se garantice el uso responsable. 4.4. Préstamos y devoluciones Nuestra BE ofrece el préstamo de su fondo documental a todos los miembros de la comunidad educativa que lo deseen (alumnado, profesorado, familiares, antiguos alumnos, personal no docente, etc.). El préstamo de los fondos de la Biblioteca, se llevará a cabo durante el horario lectivo establecido para ello por parte del responsable de la Biblioteca y del Profesorado de Guardia. Se tendrán en cuenta las siguientes consideraciones: a) Limitaciones del préstamo Todos los fondos pueden ser consultados en sala, pero no todos se pueden prestar para su lectura y/o consulta fuera de ella, pues deberán ser objeto de


determinadas restricciones que garanticen la igualdad de oportunidades de uso de todos los posibles usuarios. Por tanto, aquellos fondos que sean frecuentemente consultados, de difícil reposición, o que en un momento determinado pudieran ser objeto de consulta masiva, tendrán la consideración de “restringidos”. Dichas limitaciones pueden ir desde la consideración de “documento no prestable” hasta la de “documento restringido temporalmente”. b) Política de préstamo Sin menoscabo de que la persona responsable, junto con el Equipo de Apoyo, determine anualmente la política de préstamos en la que recogerán los objetivos que persigue el servicio y las directrices principales por las que habrá de regirse, se seguirán las siguientes líneas generales: • Duración del préstamo. Todos los préstamos tendrán una duración de 15 días, pudiéndose prorrogar antes de su fin por el mismo periodo. Todos los fondos prestados serán devueltos obligatoriamente al finalizar el curso. • Número de volúmenes. Se pueden retirar dos ejemplares. • Retraso en las devoluciones. La no devolución en el plazo fijado originará reclamación oral y/o por escrito, tras la cual, y de persistir el retraso, devengará en la suspensión temporal del servicio de préstamo, que estime conveniente el equipo de apoyo según análisis de las circunstancias del prestatario. • Pérdidas y deterioro de los documentos. Los prestatarios se responsabilizarán del buen uso y conservación de los documentos corriendo con los gastos derivados de las reparaciones a que hubiera lugar por desperfectos tras una mala utilización de los mismos. El daño irreparable o pérdida de cualquier documento o material prestado originará la inmediata reposición o reintegro de su valor al Centro. c) Centralización de los préstamos. Los fondos educativos del centro deben estar catalogados en la biblioteca, sin embargo no tienen porqué estar ubicados en la misma, pueden estarlo en aulas o departamentos. El préstamo y devolución de dichos fondos debe anotarse en la biblioteca, de esa forma se evitan las dobles contabilidades y se tiene el control de todos los fondos catalogados en el centro. 4.5. Tratamiento de la Información En el tablón de anuncios que se ha habilitado para la Biblioteca se procederá a transmitir la información con la mayor celeridad posible, entendemos que esta debe ser: a) General: Actividades que se vayan a realizar (club de lectura, taller del cuento…). b) Temática: La BE ofrecerá a la comunidad educativa información sobre los recursos bibliográficos, didácticosy adquisiciones. c) Novedades: Periódicamente se comunicarán las novedades que se reciban enla BE referente al fondo documental de la misma. Además la biblioteca cuenta con un apartado en el blog del colegio http://coleochoa.blogspot.com/


4.6. Gestión Centralizada La gestión de los materiales informativos del centro debe estar centralizada en la biblioteca, bajo la supervisión del responsable, de manera que se garantice la organización y disponibilidad de los mismos. La centralización de los fondos no implica la desaparición de las bibliotecas de aula y otras colecciones ubicadas (por razones obvias de espacio) en otras zonas del colegio, sino su transformación con una nueva perspectiva. La gestión centralizada permite saber en todo momento de qué documentos disponemos y dónde se encuentran, así como el poder hacer una mejor selección para la compra de nuevos documentos, evitando que se dupliquen innecesariamente. Esto es imprescindible para crear una colección equilibrada que responda a las necesidades reales y que aproveche al máximo el presupuesto disponible. 4.7. Expurgo y actualización del fondo Es necesario expurgar y seleccionar los fondos periódicamente, pues una biblioteca en donde el material actualizado comparta espacio con los libros desfasados o deteriorados es difícil de consultar y mantener. Es conveniente que se realice una vez al año por el profesorado competente en la materia a expurgar. Se tendrán en cuenta los criterios siguientes: • El estado de deterioro físico de los documentos. • La existencia de ejemplares duplicados innecesariamente o de publicaciones de escaso interés para el alumnado. • La actualidad o vigencia del documento, haciendo especial hincapié en legislación o normativa. Consideramos también, que el expurgo periódico de las bibliotecas de aula y otras zonas en las que hay materiales bibliográficos, es imprescindible.

Normas de la Biblioteca del CEPR Doctor Severo Ochoa  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you