Page 1


Un día al salir de casa, de camino a su trabajo, encontró a un mago que era un músico famoso. Éste vio a nuestro hombrecito, que se llamaba Juan Gris, y parecía tan triste, tan apenado, tan cansado…que decidió ayudarlo. ¿Qué te pasa? - Estoy triste porque no me dejan cantar en ningún sitio. El mago, músico famoso, le hizo un hechizo vocal y lo llevó con él a la ópera. Estrenaron en Francia, en la ciudad de París y el éxito fue tal, que todo el mundo quedó impresionado con la voz de nuestro hombrecito. Volvió a su ciudad y fue a su antigua oficina y le cantó a su jefe una ópera entera con el mago famoso.

1

CURSO 1º A Y B CEIP ISAAC DÍAZ PARDO


El hombrecito se aburría de ser siempre gris, y al no poder cantar decidió cambiarse de nombre y llamarse Ignacio. Un día, de camino a su aburrido trabajo se encontró con un duende y apareció un arco iris. El duende le concedió un deseo. Ignacio se puso muy contento y le pidió un micrófono. Cuando Ignacio tuvo el micrófono en su mano, algo sorprendente sucedió: se convirtió en un famosísimo cantante de ópera y lo invitaron a cantar en un teatro de Nueva York. Cantó tan bien que le aplaudieron muchísimo y le regalaron muchas flores y regalos. Ignacio nunca más fue gris, era el cantante de ópera más feliz del mundo.

2

CURSO 1º A CEIP MARÍA PITA


El hombrecito vestido de gris estaba muy triste porque no podía cantar. Entonces se le ocurrió una idea: se pintó la ropa de los colores del arco iris y se puso a cantar en la calle Real de su pueblo. La gente que paseaba por esa calle quedó impresionada por la voz del hombrecito, que ya no era gris, era el hombre que más colores tenía. Entre la gente que le estaba escuchando había un director de orquesta muy famoso. Se le acercó y le propuso cantar en su orquesta. Fue a cantar a San Pedro, tuvo mucho éxito y se hizo famoso. El hombrecito cumplió sus sueños y fue el hombre más feliz del mundo.

3

CURSO 1º B CEIP MARÍA PITA


Nuestro hombrecito se llamaba Javier. Javier salió de su casa camino al trabajo, en un callejón (a escondidas) se quitó el pañuelo y comenzó a cantar. Una cantante famosa que pasaba por allí lo escuchó y le dijo: - Dígame usted, ¿Cómo se llama? - Me llamo Javier, ¿por qué lo pregunta? - Yo soy Malú, una cantante famosa. ¿Te gustaría cantar en mis conciertos? Claro que sí, me encantaría cantar con tu grupo. Estrenan una canción juntos y salen en todas las revistas y en los 40 principales. Javier se convierte en una estrella del pop. Un día su antiguo jefe, Don Perfecto, le escuchó por la radio y al reconocerlo se puso morado de envidia.

4

CURSO 3º CEIP ROSALÍA DE CASTRO


U

na mañana nuestro hombrecito vestido de gris,

5

llamado José Gris, salió a la calle, tropezó con una piedra y se le cayó el pañuelo que llevaba puesto. Pasaba por allí Don Perfecto, el jefe de planta y le dijo: - ¡Es usted un mentiroso!, no tiene dolor de muelas. - ¡Ahhhhhh!, gritó José Gris. - ¡Cállese! ¡No se puede cantar en la calle!- le reprochó Don Perfecto. Por casualidad, también pasaba por allí un productor musical que quedó impresionado con la voz de José Gris. Se acercó a nuestro hombrecito y le preguntó: - ¿Le gustaría a usted ser cantante en un grupo que tengo de música rock? José se levantó y dio un salto de alegría. Se fue con el productor de rock e inició una gira por Ucrania, Argentina, Perú, Estados Unidos, Valencia… Nuestro hombrecito tuvo mucho éxito. Cuando volvió a su ciudad, como músico famoso, lo primero que hizo fue visitar a su antiguo jefe y cantando le dijo que renunciaba a su trabajo. José nunca más fue el hombrecito vestido de gris, era todo un arco iris por fuera y por dentro.

CURSO 4º CEIP ROSALÍA DE CASTRO

FINAIS FELICES  

Finais felices do conto "Un hombrecito vestido de gris"

Advertisement