Issuu on Google+

Empieza el recorrido por la conocida calle sĂŠptima en la ciudad de BogotĂĄ y caminando hacia la plaza de Bolivar me encuentro con gran multitud de personas que al igual que yo tambiĂŠn anhelaban hacer parte de este espectacular festival.


No hubo ningún obstáculo para estar presentes, ni la fuerte lluvia que se acercaba cada vez más. Mientras más avanzaba, más me encontraba con personas alegres, emocionadas y anciosas por saber como y en que momento iba a empezar el desfile


En el momento menos esperado, se dio inicio al tan esperado desfile, con bombos y tambores, cada segundo se ponĂ­a mĂĄs emocionante el ambiente.


Llega una maravillosa banda, que con sus toques nos dej贸 descrestados y en espera de m谩s sorpresas


Estos grandes artistas me dejaron una gran enseĂąanza, no importa el dĂ­a, el clima o el momento para hacer y cumplir con lo que nos gusta.


Nadie quiso perderse el espectĂĄculo, asĂ­ que no hubo obstaculos para disfrutar de este.


Hasta la llama quiso estar allĂ­.


Empieza el recorrido de los disfraces con unas espectaculares muestras de diferentes departamentos de Colombia.


El lugar estaba lleno de personas que asĂ­ como yo, no querĂ­an perderse ni un instante de este espectaculo.


Este caballo de mar descrest贸 con tan solo pasar por su camino.


Este personaje cay贸, y sin embargo sigui贸 su rumbo para seguir sorprendiendonos.


Esta obra de arte sorprendi贸 a m谩s de uno con su altura de aproximadamente 3 metros, fue uno de los favoritos del desfile.


AĂşn sin pertenecer al desfile, estos personajes hicieron parte de lo gracioso e innovador de la tarde.


Al llegar a la plaza de Bolivar, todos estabamos ansiosos y buscando un buen lugar para disfrutar del concierto.


Buscando una buena toma me encontre con este grandioso mensaje, “No hay camino para la paz, la paz es el camino�.


Di tan solo unos pasos para irme, y me encontrĂŠ con este artista de manizales que dejĂł a mĂĄs de uno sorprendido por su show de fuego.


ยกEspectacular!


Camino a casa me despedĂ­ con este lindo recuerdo.


Una tarde mágica en el festival.