Page 1

Posee una cantidad de fibra apreciable, y esta se encuentra entre la pulpa y la corteza, por lo que consumirla nos otorga beneficios favoreciendo el tránsito intestinal. Como en las naranjas, sobresale su aporte de vitaminas C, ácido fólico y provitamina A, en mayores cantidades que en otros cítricos, y también es rica en potasio, magnesio y en menores cantidades nos aporta vitaminas del grupo B y calcio. Es una de las frutas que más carotenoides presenta en su composición, lo que lo hace un antioxidante por excelencia por su presencia de betacaroteno y beta criptoxatina. Es muy útil en casos de anemia ferropénica, para procesos de multiplicación celular sobre todo en los primeros meses del embarazo, por su gran abundancia de ácido fólico y folatos, es muy beneficiosa para combatir estados de hipertensión arterial, por su alto contenido en potasio y bajo en sodio. Combate el estreñimiento, cálculos renales, reduce los niveles de colesterol malo, y favorece el sistema inmunológico. Por otro lado es excelente para calmar estados nerviosos, y de ansiedad, pero debe consumirse con cuidado en casos de insuficiencia renal.

beneficios de la mandarina  

beneficios del acido citrico