Page 1

1


Estos trabajos estĂĄ escritos por alumnos y alumnas de Hablemos de literatura (otoĂąo 2010) GES Institut Obert de Catalunya La ilustraciĂłn de la portada es Mujer desnuda leyendo, de Delanunay.

2


LA CAZA DEL AMOR ES ALTANERÍA per Albert Benítez Fernández (CM) Al empezar la mañana de un lunes de mayo de 2010, Laura se dirigía a su trabajo. Era un día más en su vida, y como siempre iba andando porque no tenía coche, aunque tampoco lo quería porque le encantaba andar y observar los comportamientos de la gente que se cruzaba en su camino. Laura era psicóloga especializada en parejas con problemas. Su trabajo le fascinaba al mismo tiempo que sentía envidia de las parejas que trataba, porque no tenía pareja y siempre soñaba en tener una relación de película. A pocos metros de llegar a su trabajo pasó por el lado de unas chicas que estaban hablando de cómo serían sus citas de esa tarde, según entendió se habían apuntado a una página de citas por internet. En ese momento, mientras abría la puerta de su despacho, Laura pensó en apuntarse ella a una página de citas. A las cinco de la tarde Laura terminó su trabajo, y decidida empezó a andar hacia el sitio de citas que había encontrado esa misma mañana buscando por internet, y mientras andaba pensaba como relajarse para que los nervios no la traicionasen. Media hora más tarde llegó a la dirección de la empresa, a causa de los nervios empujó la puerta con demasiada fuerza, mientras se planteaba qué hacía en ese sitio, pero no tuvo tiempo de dar marcha a tras porque apareció un hombre moreno, alto, de ojos verdes que extendió su mano hacia ella. Él le preguntó si quería sentarse y charlar con él, y ella estupefacta al ver un hombre tan atractivo, dijo que sí sin pensarlo ni un momento. Laura empezó hablar de su vida sin ningún temor, sin importarle lo que pensaría él de ella, solo hacía que hablar de ella, de sus ilusiones, de su trabajo, de lo mucho que se quería, … Después de hablar un buen rato sobre ella misma, él la interrumpió y le dijo: “Por si te interesa, me llamo Jacks” con un tono irritante que a Laura no le sentó muy bien- “solo te diré dos palabras: eres una persona soberbia y nunca encontrarás el amor”, y dicho esto Jacks se levantó de la mesa y se fue tan rápido como las piernas le permitían. Ella se quedo fría y sentada en la silla como si la hubieran pegado con pegamento un rato. Se levantó lentamente y se dirigió rumbo a la puerta de salida, pensando que él tenía razón y que ella nunca encontraría el amor que siempre había soñado. Caminando hacía su casa maldecía el momento en que decidió apuntarse a esa página de citas. YA ESTÁ ESCRITO per Anna Mª Garcia Cester (VA) Hace un calor sofocante y no puedo más, tengo que levantarme, no se exactamente que hacer, pero sigo el reflejo de la luna hacia mi ventana, me apoyo en ella y suelto un suspiro de angustia ya que hay algo que no me deja dormir, y aunque sé que hace calor, también sé que no es sólo por eso. Aquel rumor, que viene y va en mi pensamiento, me tiene en suspenso porque culpable me siento, sé que podría evitarse si lo avisara coriendo, pero también sé que quizás es el destino quein no me dejara hacerlo, cierro los ojos y escucho el barco donde el obispo esta llegando, bajo la mirada y veo a Santiago Nasar rodeado de una penetrante luz oscura, que lo sigue a donde va, me pongo nerviosa y empiezo a sudar, dentro de mí se que no lo vere más,, no se si ir corriendo a explicarle la verdad, pero entonces cierro los puños al viento, respiro ondo y entiendo que no debería meterme en un infierno, ya que mi vida quizás no volvería a ser igual, son las Seis de la mañana y la sombra ya es santiago Nasar que en noche se a convertido ya. Son las seis de la mañana y aún con culpabilidad intento cerrar los ojos y mañana otro día será. YO CONOCÍA LA SITUACIÓN per Ana María Orellana Cuberos (AM) Yo conocía la situación de Divina Flor, pero tenía que callar, tales eran mis pensamientos cuando muchos años después de la muerte de Santiago Nasar volví al pueblo donde le dieron muerte. La gente no había olvidado todavía el suceso acaecido hacía tánto y siempre estaban a vueltas con la misma historia.

3


Estuve hablando con unas pocas personas que vivieron este hecho y aunque ya muy mayores recordaban con claridad. Una de ellas era la mayor implicada en la historia Ángela Boyardo, prima mía y que nos acogió en su casa, poco después estábamos hablando sobre la gente que quedaba viva tras tal acontecimiento . -Murió Divina Flor – me dijo . -Entonces tengo algo que decirte- le contesté. Y empecé con el relato de lo que me contó Divina Flor poco después de la muerte de Santiago Nasar. -Le dije a la madre de Santiago Nasar que lo había visto de blanco subir a la habitación cuando era mentira . Dejé que su madre cerrara la puerta cuando yo sabía que Santiago estaba en la calle a punto de entrar en casa perseguido por los hermanos Vicario y también sabía que lo iban a matar. -Lo hice por mi madre- me dijo -para que viera que yo no quería acabar como ella y para que supiera que para mi Santiago Nasar no era nadie.No di la voz de alarma, callé, cuando yo hubiera podido hacer algo por él. -No me arrepiento de nada- me dijo con una total calma y no me pidió que no lo contara, aunque yo guardé silencio durante muchos años porqué conocía la situación de Divina Flor, pero tenía que callar. Ahora puedo contarlo , prima, pues sé de tus penurias y de tu carácter callado y sé que no lo contarás a nadie. Será la primera y última vez que hable sobre este tema. NO COMETAS EL MISMO ERROR per Antonia Castro Luque (SR) - dilluns, 1 novembre 2010, 09:32 La ingenuidad de la juventud... La ilusión de creer que el tiempo todo lo puede, que éste, te ayudará a recuperar la ilusión; Divina ingenuidad, es como una fruta inmadura. El dejarse aconsejar, sin pensar, sin dudar... Con la mirada del tiempo, que delito cometí! Este te demuestra, que, donde no hay amor, no se puede florecer. El amor. Que palabra, tan grande habría que escribirla en mayúsculas... Por esto niña, dejate llevar por él: fluye, desea, vive y muere, si es preciso, pero nunca vendas tu alma, para que otros, vivan. Engrandece al amor, pues, el paso del tiempo todo lo calma, no lo dejes escapar y arriesga...

DIVINA FLOR per Antonio Bolance Adame (BE) “Yo conocía la situación de Divina Flor pero tenía que callar”. Hace 20 años de aquel fatídico día, recuerdo que era un lunes especial, el día siguiente de una gran boda. Me acababa de vestir para ir al cole, cuando mi madre de forma violenta me cogio de la mano y salimos a la calle, mi madre iba hablando sola y maldiciendo, recuerdo que llegando a la plaza la gente iba gritando “ya lo han matado, ya lo han matado”, y un vecino se nos acerca y le dice a mi madre, no corra Santiaga ya lo mataron. Donde mas gente había era en la puerta de Santiago y allí nos dirigimos, mi madre entro en la casa y me ordeno que no me quedara en la puerta. Que ha pasado. (le pregunte a Divina Flor, que estaba sentada y llorando en el escalón)

4


No te has enterado, claro eres un crío, han matado a Santiago.( me contesto dejando de llorar ) Yo la conocía de las veces que acompañaba a mi madre de visita a la casa Plácida Linero. Entonces ella tendría unos 14 años, y era hija de la cocinera de Santiago Nasar. A partir de ese día mi madre iba a menudo a visitar a su amiga Plácida, y yo le acompañaba. Con el tiempo Divina Flor me fue cogiendo confianza y pasábamos muchas tardes hablando. En una tarde de invierno estando los dos solos en la cocina me dice. -Jaime, te voy ha contar un secreto pero no se lo digas a nadie. -No te preocupes no lo sabrá nadie. ( le dije) -Te lo cuento ahora que han pasado 10 años de la muerte del señorito Santiago. Recuerdo que meses antes de la boda de Ángela con Bayardo, esta le iba diciendo a su madre - Madre por que no podemos ir al médico del pueblo, ya no me duele el golpe y apenas me sangra la entrepierna, - Porque de ciertas perdidas es mejor que no se enteren los del pueblo. (le contesto su madre). -Entonces no lo comprendí porque era muy joven, fue después del crimen cuando recordé de nuevo la conversación de Ángela con su madre y entendí el interés de Pura por ocultar la pérdida, aunque fuera de forma accidental, de la virginidad de su hija. Desgraciadamente ya era muy tarde para evitar la tragedia. Esto me lo contó a mí cuando apenas apenas tenia 17 años, porque le quemaba ese secreto por dentro y no tenía con quien desahogarse. LOS SICARIOS DE SANTIAGO NASAR per Antonio Padilla Mastell (VA) Son las 7 de la mañana y ya no puedo conciliar mas el sueño, llevo más de 2 horas dando vueltas en ella, no sé si es debido al insoportable calor que esta noche hemos sufrido o es debido a la terrible jaqueca que atormenta mi cabeza fruto de la tremenda fiesta que hubo la noche anterior por la boda que se celebro en el pueblo. Me he despertado bañado en sudor por la terrible pesadilla que he tenido durante el escaso tiempo que he podido dormir plácidamente, ya que anoche me metí en la cama con el terrible rumor que me llegó de manos de una vecina, me dijo que a Santiago Nasar lo iban a matar los gemelos del pueblo. Un poco desconcertado por el pensamiento que todavía ronda por mi cabeza decido darme una ducha bien fría, cambiarme de ropa y sentarme junto a la venta para ver como amanece un nuevo día, con la idea de que si por casualidad viera pasar a Santiago poder avisarlo del rumor que esta infectando al pueblo. Apenas me dio tiempo de poder asomarme por completo por la ventana que ya los vi pasar. Eran Pedro y Pablo Vicario, los gemelos del pueblo. Aun iban ataviados con los trajes de la boda, sus caras eran confesoras de la juega de la noche anterior y por su forma de caminar y el humor de perros que les acompañaba se deducía que no habían dejado de beber en toda la noche. me llamo muchísimo la atención el detalle que habían tenido tiempo y valor para afeitarse. Bajaban muy decididos por la calle principal del pueblo, entre insultos y agarrones de brazos iban intercambiando cómplices miradas, mientras yo estaba intentando ver todo lo que podía por mi ventana e intentando no ser visto, pude alcanzar con mi mirada el rollo de periódicos que sujetaba firmemente Pedro en su brazo, allí pude llegar a comprender que era cierto que esa mañana iban a matar a Santiago Nasar. DESGRACIA per Cristina Fernandez Villaespesa (SR) Son las seis de la mañana. Qué calor,llevo varias horas dando vueltas sobre mis sabanas empapadas de sudor y no hay manera de conciliar el sueño., Voy a sentarme junto a la ventana a ver si con la brisa del aire sobre mi cara me despejo un poco. Qué silencio,no hay ni un alma por la calle,se respira una paz y tranquilidad con un amanecer que,poco a poco va despertando y se asoma sobre esas colinas tan bellas que se refleja a lo lejos,qué bonito!. ¿Un momento ese de ahí no es Santiago Nassar?¿qué hará a estas horas bajando por las calles del pueblo? ¿Vendrá de la boda de Ángeles Vicario?que guapo está.Viste sus mejores galas,tan esbelto,con esa melena rizada como su padre y esa sonrisa tan bonita que se le refleja en su

5


cara,la verdad que es un muchacho muy humilde.¡Quien tuviera veintiún años como él!es cierto que se nos pasa la vida muy deprisa sin apenas darnos cuenta,seguramente se dirige en este momento hacia el puerto,hoy llega el Obispo,es un acontecimiento muy importante para el pueblo,lastima que Santiago Nassar no sé si llegara en su encuentro. Todo el pueblo comenta los mismos rumores sobre su muerte,una muerte por venganza en una historia donde desgraciadamente él,es el protagonista. DE FLOR EN FLOR per César López Úbeda (IG) Yo conocía la situación de Divina Flor pero tenía que callar. Santiago Nasar era un mujeriego machista como su padre, pensaba que todo lo que quería lo podía coger y así lo hacía, lo puedo asegurar, pero Divina Flor lo evitaba o eso me contaba ilusionado mi hijo Faustino Torres. A Faustino lo eduqué lo mejor que pude e intenté crearle un futuro fuera del pueblo. Pero el amor por Divina Flor fue más fuerte que él. Yo sabía que a esa moza la rondaban muchos chicos pero que ella era vigilada constantemente por su madre, además el miedo y respeto hacia el jefe de la hacienda, Santiago Nasar, ahuyentaba a los pretendientes. Faustino que fue al colegio con Divina Flor, siempre estuvo enamorado de ella, pero nunca se atrevió, lo veía inquieto, celoso pero no podía hacer nada. Muchas veces me decía, me gustaría cogerla y llevarla lejos, que nada ni nadie se interpusiera entre nosotros, yo contestaba, hijo no te pertenece. No sé que relación tenía con ella, pero no veía futuro, siempre pensé que tarde o temprano le pasaría lo mismo que a su madre y que acabaría como ella, sin enlace matrimonial, de desahogo y sirvienta. A Faustino le decía siempre lo mismo, no rondes más a esa muchacha que este árabe es peligroso, tiene mucho poder y no respeta a nadie. Era cierto que daba trabajo al pueblo, pero era muy posesivo con todo, dinero, trabajo y no le importaban las mujeres, en verdad las despreciaba, era como un pájaro de flor en flor, nunca mejor dicho. Pero siempre quería más. Un día Faustino me lo confesó, se veía a escondidas con Divina Flor, la quería, no podía estar sin ella. Aquella noche oscura y silenciosa, mientras todos dormían, dos sombras cogidas de la mano salían sigilosamente del pueblo. Faustino y Divina Flor se fugaron. IMPOSIBLE DORMIR per Cristina Cano Camps (BCN) Són las 6 de la mañana siguiente a la boda,hace una calor terrible,és imposible dormir. La humedad entra por todos los poros del cuerpo y aunque he estado nadando en la picina, no puedo conciliar el sueño. Aprovecho las ultimas horas de la noche para contemplar el pueblo desde el alfeisar de la ventana de mí habitación, de pronto veo debajo en la calle a dos hombres que caminan sigilosamente, como si no quisieran ser vistos. En medio de la todavia penumbra del aummanecer veo que són los hermanos Vicario los gemelos Pedno y Pablo, enseguida supero lo que tramaban,su hermana habia ido con Santiago Nasar antes de su boda con otro hombre, Násar la habria dessurgado y el que ahora era su marido la habia devuelto a sus padres aquella misma madrugada. Nadie del pueblo por lo que veó intenta detenerles,una impressión és que se intenta impedirles que hagan un crimen seria peor y aunque una primera intención es cerrarles el paso ,no lo hago por mundo que un pese,es su vida, no la mia por tanto les sigo con la mirada manteniendose en la cantina del pueblo a esperar el momento de una muerte que se vé anunciada. Me sabe mal por Santiago Nássar creo que él todavia no lo sabe y tampoco su madre a la que nadie piensa avisar de la muerte inminente de su hijo, yo misma no pienso hacerlo, no es mi problema, ni de mi familia. LA CAZA DEL AMOR ES ALTANERÍA per Carlos Evangelista Franco (BG) Otra mañana de lunes, se despertó, como hacía ya algunos años, sin necesidad de despertador, ya no lo necesitaba, no tenía prisa por levantarse. Vivía solo, Juan desde que se jubilo no volvió a ser el mismo. Había ido perdiendo las ganas de todo, se había

6


envejecido más rápido de lo normal, su rostro aparentaba tristeza, soledad, tenia aquella mirada de los que saben que han perdido. Ya no se miraba al espejo por las mañanas, prefería no ver la barba y las melenas que al igual que la barriga había cultivado en los últimos años. Todo en el era una dejadez absoluta. Lo único que no dejaba de hacer jamás, día tras día a la misma hora se asomaba a la ventana, para verla pasar, para ver pasar a la causa de su soledad, de su amargura, aquella mujer, ya una señora, que se caso con uno de sus mejores amigos. Todos los días la esperaba para verla pasar, le gustaba mirarla, la veía cada día más hermosa y al mismo tiempo inalcanzable. Después se sentaba en el sofá y pasaba horas pensando en ella, pensando que con ella no estaría solo, que era una persona estupenda y muy cariñosa, justamente lo que él estuvo buscando siempre y no encontró. Siempre acababa llorando, no se dio cuenta del error que cometió, hasta que pasados unos años se percato de que ningún tren había llamado a su puerta, que desde que la rechazo, cuando ella le pidió ser novios, nadie interesante se le había acercado, entendió que por su altanería le dijo que no y le había costado muy caro, ya que el siempre estuvo enamorado de ella. ENTENDER EL AMOR ES ENTENDER LA VIDA per Daniel Zamora Gonzalez (BCN) Entiende el amor y entenderás la esencia de la vida descubrirás un mundo, donde el tiempo es inalcanzable reunirás el aliento suficiente para subir montañas, no habra ríos que no puedas cruzar, ni mares que no puedas surcar. Entiende el amor y no cometas el mismo error que yo descubre la vida, lo hermosa que es lo corta que puede ser, no descuides ni un minuto ni un segundo. En sus ojos encuentra el amor en sus caricias encuentra el amor en sus besos encuentra el amor. Muere por amor si es preciso pero no vivas del sueño de encontrar el amor vive y disfruta la vida cada segundo cuenta, ama y vivirás, no ames no entenderás. Lo mas grande que te puede suceder es que ames y seas correspondido.

ENTRAÑAS per Diego Casar Gomez (SR) Eran las seis de la mañana cuando me levante de la cama arrastrando el peso de mi conciencia, con paso de anciano me dirigí a la pica, como si el hecho de derramar agua en mi cara pudiera limpiar mi alma. Acto seguido me dirigí al balcón con la esperanza que el aire rociero calmara mi entrecortada respiración. Allí estaba yo, inmóvil con la mirada clavada en ninguna parte, atado de pies y manos por el miedo y la cobardía que habita dentro de los hombres. De pronto me vi corriendo por la plaza del pueblo con un patinete que mi padre me había construido con sus propias manos, yo corría y corría mientras mi padre me gritaba, dale fuerte campeón el mundo es tuyo. Todavía recuerdo sus palabras el día que me lo entrego. Para mi pequeño, que con la mágica velocidad de este invento le llevara a convertirse en el hombre más valiente y honrado de este mundo. Al recordar este pasaje de mi infancia mis ojos se humedecieron, pero las ligaduras del miedo no se aflojaron y allí

7


seguía clavado, inmóvil, sin hacer nada que valiera la pena. Los recuerdos se atropellaban entre sí en mi mente mientras yo intentaba mover las manos y los pies, pero una fuerza extraordinaria me hacia permanecer allí, en aquella silla, aquella trágica mañana. De repente y sin abrir la boca empecé a gritar, más, y más fuerte hasta que exhausto por las fuerzas interiores que me atormentaban me acallaron. Mis recuerdos desaparecieron por un instante. Fue en ese preciso instante, cuando vi aparecer caminando aquel que había sido mi compañero de viaje con aquel mágico patinete. Me saludo, y yo intente devolverle el saludo, pero no pude ni mover un dedo, ni decir palabra. Su mirada brillante llena de vida y juventud se clavo en lo más profundo de mi corazón. Una vida que se apagaría por el secuestro al que me veía sometido. Le vi doblar la esquina mientras se desvanecía entre la bruma de la mañana, como si fuera a emprender un viaje a lo desconocido. Aquel patinete no me había llevando a ninguna parte, la voz de mi padre no paraba de retumbar dentro de mí. De pronto y sin saber cómo salte por el balcón y casi sin ropa eche a correr hacia la plaza del pueblo, cuando llegue allí estaba él, rodeado de hombres como yo, a través de los cuales se abría paso un rio de sangre, me abrí paso entre ellos y allí estaba él, conservando todavía el brillo de su mirada que ahora parecía no abandonarme. VESTIDO DE LINO per Encarnación Bautista Martínez (IG) Son las 6 de la mañana y hace un calor horrible, no puedo dormir y decido sentarme en el balcón, siento un poco de alivio con la brisa de la mañana, en las calles aun quedan restos del festejo de la noche anterior, la gente camina en dirección al puerto para ver la llegada del Obispo, a mí no me interesa, lo veo frívolo y poco respetuoso. Sigo en el balcón observando el despertar del día, un corro de vecinos susurran agitados, entre ellos distingo una amiga mía y decido preguntarle que ocurre. Ella está nerviosa y me explica que Bayardo San Roman ha devuelto la novia a su familia porque no era virgen, Àngela Vicario acusa a Santiago Nassar de ser el culpable. Aunque cuesta de creer porque nunca nadie vio relación alguna entre ambos y el comportamiento que tuvo en el festejo de la boda fue de lo más normal. también me explica temblorosa, que los hermanos Vicario quieren matar a Santiago Nassar. Me parece increíble, horroroso, no me lo puedo creer. Desde el balcón, veo a Santiago Nassar vestido de lino blanco, tan apuesto, tan guapo con sus cabellos rizados y su caminar tranquilo dirigirse al puerto a ver al Obispo. Tengo ganas de gritar, pero no me lo acabo de creer y me quedo callada y triste. Decido estirarme un rato y dormir, de pronto me despiertan unos gritos de terror y mucho alboroto. Salgo asustada al balcón y pregunto a un vecino, ¿qué pasa? Los hermanos Vicario han matado a Santiago Nassar, me contesta horrorizado. Me quedo sin habla y me asalta un terrible sentimiento de culpabilidad, ¡ porque no grité cuando le vi pasar! … tantas preguntas que nos hacemos cuando ya han ocurrido las cosas. Pero no hay vuelta atrás la tragedia sucedió. UN SILENCIO NO OLVIDADO per Elisabet Almansa Perez (PR) Estaba trabajando en el restaurante de mis padres cómo camarera. Cuando de pronto vi a una señora misteriosa sentada en el rincón del fondo del comedor. Miraba hacía el al exterior de la ventana, pero a la vez no miraba nada, mantenía su mirada perdida en la lejanía, vi en sus ojos melancolia, tal vez suspiraba por un tiempo en el que todo fue mucho mejor. Me acerque a ella para servirle un espumoso café, y al inclinarme hacía ella para dejar sobre la mesa el café, no pude evitar en echarle un vistazo al libro que estaba leyendo, pues soy una apasionada de la lectura. Para mi sorpresa era el famoso libro de nunca hubo una muerte tan pronunciada de Gabriel García Marquez. Tal fue mi sorpresa que no pude evitar compartir mi admiración con la desconocida clienta que tenía en frente de mi. Le dije que estaba estudiando Historia de la literatura y que ese libro precisamente era el que estudiaba. Ella sonrió y me dijo que nunca pudo olvidar a Diego Nasar y que ni el miedo, ni los rencores

8


y odios de su madre deberían haberla echo callar, y me confesó que des de entonces tenía una espina clavada en su corazón. AMIGAS DE LA INFANCIA per Eva Roca Salas (BCN) Yo conocía la situación de Divina Flor, pero tenía que callar. Ella y yo éramos amigas desde la infancia, y nunca quise que le pasara nada malo, pero la casa en la que vivía cada vez ponía mas en peligro su vida psicológicamente. Divina Flor le tenía pánico a Santiago, a ella no le gustaba nada, al contrario, y éste muchas veces le metía mano sin el consentimiento de ella. Cada día estaba peor, no tenía ni ganas de comer, estaba siempre llorando, me decía que cada noche tenía pesadillas con él... pero me pidió que nunca dijera nada ya que su madre no la habría comprendido y sólo hubiese traído problemas y la posibilidad de que Santiago hiciera lo que quisiera con ella más aún por haber hablado. Divina ya no era la niña que yo había conocido, aquella niña feliz, con ganas de vivir cosas nuevas, y eso a mí me dolía muchísimo, encima no podía decir nada, y todo por un insensato. En ese tiempo se limitó a servir en esa casa y a sufrir en silencio. Cuando Santiago Nasar murió, el corazón de Divina se quedó en una paz inmensa por no tener que volver a aguantar en su vida nunca más a ese hombre. Al mes ya era otra, y decidió irse del pueblo para comenzar una nueva vida en la ciudad. Se fue con su madre, pues la convenció. Y ésta convenció a Plácida Linero a que se fuera con ellas y así empezara una nueva vida. Ha pasado el tiempo y Divina Flor está felizmente casada y con un hijo de tres años, y lo que es más importante, es feliz y no le teme a nada. Al final lo ha conseguido, y me alegro de corazón por ella. EL DILEMA per Enric Arissa Bueno (MP) -Caribe, Norte de Colombia, siete de la mañana. En un intento frustrado de volver a conciliar el sueño, me levanto de la cama porque el calor de la noche es sofocante y húmedo.Me dirijo hacia la ventana en busca de un poco de aire en movimiento.Cuando la abro se me dibujan dos siluetas de personas entre la humedad y la poca luz del amanecer.Me asomo guiado por la curiosidad de la situación cuando habiéndome preguntado que estarían haciendo esos dos señores en la calle a esas horas de la mañana, todo seguido les reconozco y pienso...¡los hermanos Vicario! Como cualquier vecino del pueblo a esos dos sujetos los teníamos calados, eran los típicos marrulleros del pueblo y siempre estaban envueltos en situaciones nada deseables para la gente normal. Mi siguiente pensamiento fue que iban a visitar a Santiago Nassar, ya que en esa semana corrió la voz en el pueblo que Santiago Nassar rechazó la mano de la hermana de los hermanos Vicario y esta se ofendió y se disgustó mucho.Luego el dilema era mio cuando se me abrieron dos caminos ante mi:el primero, seria ir a casa de Santiago y avisarle de que iban los Vicario a por el esa misma mañana, el segundo pasar de la situación ya que no me incumbía. Opté por el primer camino que creo que era el más necesario ya que aquellos dos ensombrecidos hermanos no tenían pinta de ir a hacer amigos. Corriendo salí de mi acalorada casa y cogí un atajo para intentar llegar antes que ellos empecé a correr calle arriba hacia la casa de Santiago Nassar cuando en un exceso de movimiento de piernas, al subí al bordillo de la calle de detrás a mi destino me doblé una rodilla y me lesioné.Me quedé sentado en la acera unos segundos para reponer-me y aún doliéndome me levanté y seguí. Llegué a la casa cuando la sorpresa fue que me encontré a Santiago Nassar en el suelo y muerto por acuchillamiento, me gire al oír un ruido y atraves de la puerta vi como los dos hermanos Vicario corrían calle abajo. Pasaron unos días y ya en mi casa y tranquilo me asaltó una duda, si hubiera escogido el no haber acudido a casa de Santiago también hubiera muerto!Lo que me llevó a pensar su muerte estaría ya anunciada....

9


TENÍA QUE CALLAR per Guadalupe Martinez Relova (MAV) "Yo conocía la situación de Divina Flor, pero tenia que callar" Me remonto tres años atrás, cuando conocí ha Divina Flor,me pareció una muchacha de lo más normal una chica de barrio como cualquier otra, nada más lejos de la realidad cuando descubrí la doble vida que llevaba, no la juzgo, pues se que su vida ha sido bastante triste y pienso que es la manera que ella tiene de escapar un poco del entorno que la rodea. Es la pequeña de cinco hermanos, todos varones,con un padre muy chapado a la antigua y muy machista, en la casa el señor Juan que asin se llama el padre,imponía su voluntad y los demás obedecían, sobretodo Divina Flor, y si no lo hacia, no salia. La madre doña Juana era mas buena con ella y siempre le decía que se cuidara y no cometiera ninguna tontería que todo se arreglaría. Yo de vez en cuando me la cruzaba por la escalera y era muy amable y simpática, poco ha poco fui viéndola mas amenudo, hasta que un día la envite ha tomar un café, no quería tenia miedo de que la vieran ha solas conmigo, yo le dije que no pasaba nada que solo era un café entre amigos, me dijo que si pero que fuera lejos del barrio y yo acepte, hay empecé ha conocerla un poco y era como su propio nombre Divina, ella entonces empiezo ha contarme que tenia muchos sueños que quería realizar, y uno de ellos era poder trabajar para ahorrar dinero y poderse marchar de su casa ha otro país ha enpezar una nueva vida, yo le conteste que todo eso se puede hacer, teniendo un buena cabeza y no haciendo la loca,y si era quería yo la podía ayudar y asin fue, ella se puso ha trabajar en una peluquería y ganaba muy poco y casi todo el dinero lo tenia que entregar en casa, cuando quedaba con ella me contaba lo desesperada que estaba pues asin jamas saldría de su casa, con lo que le quedaba no le llegaba ni para pasar el mes. Un día apareció un hombre por el barrio, muy elegante todos nos preguntamos que a quien buscaría ese señor, pero nadie lo pudo averiguar, al cabo de unos días me encontré con Divina Flor y le comente lo de ese señor ella se puso colorada y no me quiso contestar, yo lo deje hay, al cabo de los días me la volví ha encontrar, entonces me abrió su corazón y me dijo que ese señor, que hace días asomo por el Barrio, era un fotógrafo muy inportante que iba detrás de ella para hacerla modelo, y que ella le daba mucho miedo, porque sus hermanos y su padre no la dejarían, yo la anime que lo hiciera asin se ganaría el dinero que necesitaba, y que por supuesto no diría nada, al principio fue duro, hacer de modelo y que nadie en su casa notaran nada raro, pero después poco ha poco, lo supo llevar con mucha discreción y asi fue ahorrando para realizar su sueño. "Yo conocia la situación de divina Flor pero tenía que callar" EL TIEMPO ES EL ESPACIO DE LOS RECUERDOS per Joan Pere Sánchez Guzmán (VA) Yo personalmente, no tenía ningún aprecio a Santiago Nasar, unas semanas antes me echó de malas maneras de su finca, al reclamarle unos honorarios que me adeudaba de tiempo atrás. A las cinco de la mañana ,cuando regresaba a casa, me enteré de la noticia, después de haber pasado una noche de parranda, tras haberse celebrado el enlace matrimonial, al cual acudió todo el pueblo, incluido Santiago Nasar y los hermanos Vicario. En aquellos instantes desee su muerte, aunque inmediatamente me arrepentí de haber tenido aquellos malos sentimientos, en realidad yo no era rencoroso; era una locura, a nadie se le puede quitar la vida, la vida es sagrada, además me habían educado en la fe cristiana y en la tabla de los diez mandamientos, hay uno que dice “no matarás”. Recuerdo que hacía mucho calor, y antes de ir a dormir me preparé un vaso de leche fría, me senté junto a la ventana, desde donde vi pasar a Santiago Naser, el cual se dirigía hacia el puerto, vestido con un traje blanco y con un paso firme y ligero. Suspiré profundamente, tuve una sensación de alivio al ver que los hermanos Vicario no habían acometido tal atrocidad, y sin más me fuí a dormir. Después los acontecimientos se precipitaron y.... El tiempo es el espacio de los recuerdos, después de veintisiete años, todavía tengo un profundo sentimiento de tristeza, primero por haber tenido alguna duda en mi conciencia y después por no haber hecho algo más, por haber evitado el asesinato.

10


FALSA NOTICIA per Jorge Alberto de Blaye Girard (EV) Hacia un buen rato que me había acomodado en una silla con las piernas estiradas sobre otra silla, lo mas cerca posible de la ventana abierta, buscando algo de frescor. El bochorno de la noche y el alboroto de la fiesta, no me dejó dormir así que estaba medio dormitando con la brisa que me llegaba. El cielo encapotado parece derretirse poco a poco en una fina lluvia pero ya se ven claros en las nubes. Acaban de dar las seis de este lunes de tan aciaga memoria que nunca olvidé. Desde mi ventana veo un buen tramo de la calle que baja hacia la plaza. En los balcones cuelgan aún las guirnaldas de la boda de ayer , la boda de Angela. Varios vecinos se apresuraban para ir al puerto a recibir el barco del obispo. Algunos, al pasar en susurro, me comentaron la noticia del escándalo ocurrido esta madrugada que ya esta en boca de todo el pueblo y de las fatales consecuencias que debían pasar. Una novia devuelta a su padre, no ocurre cada día. La sirena del barco suena insistente y la gente baja casi corriendo por la calle. ¡Que día escogió el obispo para su visita ! Con estos pensamientos en mi cabeza, me sobresalté al ver aparecer, a paso ligero, vestido todo de blanco, sonriente, elegante y despreocupado a Santiago Nasar dirigiéndose al puerto. ¿Como es posible? Me sentí aliviado de golpe. Esto ha sido una falsa noticia. No ha pasado nada, mejor... Santiago es un buen chico, además conoce las costumbres. ¿Como podría estar tan tranquilo si tuviera alguna culpa en el asunto? Ya estaría lejos, lejos del alcance de los verdugos. No, solo han sido habladurías de pueblo!!.. LA FELICIDAD per Jénifer Peña Hernández (SE) La existencia, tan apreciada para algunos, tan desperdiciada por otros, y todos queriendo ser quien no son, cuando en realidad no somos nada. Creo que ser querido es lo mejor que puede tener una persona. Incluso el mal nos hace fuertes para combatir una nueva batalla. Y para que querer mas y mas, y querer siempre aparentar? querer tener aquello que el otro tiene solo por la apariencia. Ser feliz es lo que cuenta en realidad lo mejor de la existencia? la felicidad. UN MUNDO OSCURO per Jose Antonio Pardina Borràs (VA) Yo conocía la situación de Divina Flor, pero tenía que callar. Todo empieza un sábado de otoño a las cinco de la tarde cuando llaman a la puerta. Sin duda, me levanto medio dormido del sofá y voy a abrir, pero primero miro por la mirilla y veo a dos personas con un sombrero oscuro. Como estoy medio dormido, no le doy importancia y abro la puerta, mi sorpresa es que son dos agentes de la policía, lo primero que me dicen es buenas tardes, después me preguntan si conozco a Divina Flor. Inmediatamente mi cara de sorpresa es un poema, les contesto que sí, sin duda afirman si pueden entrar para hacerme algunas preguntas. Ya en el comedor nos sentamos, yo en una silla al lado de la mesa, y los dos agentes enfrente mío, a continuación añaden que cuando fue la última vez que hablé o vi a Divina Flor, les comento que el miércoles por la noche fuimos a tomar una copa. Para terminar, los dos agentes muy

11


amables, me piden si les podría acompañar a comisaría a ver unas fotografías, les dije que si. Mientras empezábamos el camino, me vino a la cabeza la última conversación del miércoles. Hablábamos de muchas tonterías, hasta que se puso seria y me dijo, te tengo que contar una cosa muy importante para mi, entonces fue cuando me contó que para sacarse un dinero extra, ya que con el sueldo que cobraba en la fábrica no llegaba a fin de mes, había empezado a traficar con drogas, me dijo que tenia miedo que le pasara algo porque en este mundo hay muy mala gente. Entré en comisaría y pensé que estoy haciendo aquí. Siguiendo en todo momento los dos agentes, me hicieron entrar en la habitación del fondo, me senté en la silla que había al lado de la mesa, llegaron otros dos agentes con lo que parecía un álbum de fotos, y así fue, era un libro lleno de fotos de personas. En efecto, me contaron que Divina Flor estaba en el hospital, llena de golpes y moratones, empezaron a relatar que Divina Flor traficaba con drogas, yo les dije que no sabía nada y que nunca había sospechado de ella. De manera que cuando me fui de la comisaría, entonces empecé a pasar miedo, pero mi deber era proteger a Divina Flor y ayudarla a salir de este mundo. ACUERDO ENTRE CLANES per Laura Carpio Muñoz (PR) Hacía solo tres noches que a Linnet le comunicaron que Duncan Mackenzie vendría a buscarla para cobrarse un acuerdo entre clanes. Ella conocía a la perfección las andanzas de Duncan y le aterraba la idea de encontrarse a solas con él. Se sentía desdichada, su matrimonio no sería por amor y a pesar de que estaba educada para ello, no estaba dispuesta a resignarse. Él llegó al alba, pues les esperaba un largo camino hasta su nuevo hogar. Ni tan siquiera la miró, la subió a su caballo con muy poca delicadeza, Linnet no pudo evitar un escalofrío. A la llegada, el recibimiento fue poco afectuoso. Linnet lloró toda la noche, esperando las nupcias de la mañana siguiente. La ceremonia fue sencilla y transcurrió con rapidez, prometiéndose amor, un amor que no existía. Aquella noche Duncan no apareció en la alcoba, no cumplió con su deber de esposo. Linnet en un primer momento sintió alivio, pero no podía evitar que la acechara una sensación de decepción, ni tan siquiera quería aliviarse con su cuerpo. Durante los tres meses siguientes apenas mantuvieron conversación alguna, finalmente entendió, que su esposo solo la veía como una mera transacción, y una mezcla de sentimientos se agolpaban en ella. Esa mañana, al despertar, escuchó una gran bullicio, que parecía provenir del salón del castillo, al bajar se enteró que Duncan junto con otros hombres del clan, habían marchado a tierras enemigas, allí les esperaba una encarnizada contienda. Linnet lloraba por dentro, el dolor y el miedo se apoderaban de ella, pero debía mantener la calma, como señora del castillo, debía mantenerse entera y consolar a las demás mujeres del clan. Sabía que amaba a ese hombre mucho más de lo que hubiese querido, se sentía estúpida, su orgullo no le había permitido conocer a su marido, no se había entregado, siempre se mantuvo distante y altiva, haciéndole ver que no deseaba aquel matrimonio. En algún otro lugar de las Highlands, mientras se libraba una ensangrentada batalla entre hombres por honor, Duncan no podía apartar de su mente la imagen de su esposa, aquel rostro que le aportaba tanta paz y amor. Se maldecía por no haber sabido amarla, él era un hombre atormentado y su pasado hacía ya tiempo que lo había alejado de las artes amatorias. Desde el momento en que la vio, sintió que algo en él se rompía, algo que hacía años que luchaba por no sentir, y su orgullo y torpeza no le habían permitido mostrar. Quería vivir, vivir por ella, quería amarla, tenerla, y a eso se aferraba con cada golpe de Claymore. AMOR SINCERO per Lidia Moreno Aledo (IG) Siento un sutil vacío, reprimido por aquel entonces. Matrimonio de conveniencia, cruel, hipócrita e inútil. Inútil engañarme a mi misma, así fue.

12


Mi desgracia de cometer ese error es mi desdicha, por eso grito, :no destruyas tu vida! no te dejes influenciar por nada ni por nadie, solo escucha a tu corazón, deja que hable por ti, sueña. Divina juventud perdida, así fue. Castigo de dios por no creer en mi, por seguir el camino con los ojos vendados, un camino marcado por otros, el cual iba construyendo mi infelicidad. DESHONRA per Maria Begoña Marco Gilabert (AM) Eran las seis de la mañana, hacía un rato que me habia acostado pero no podia dormir a causa del tremendo calor que hizo aquella noche y bien entrada la madrugada. Sali al balcón al oir que alguien me llamaba, era mi amiga Remedios la Bella, alarmada, me conto que Bayardo San Roman habia devuelto a la novia Angela Vicario a sus padres, al parecer descubrió que la novia no habia llegado pura al matrimónio. Se rumoreaba por el pueblo que los hermanos de Angela, Pedro y Pablo Vicário iban a matar a Santiago Nasar por ser el causante de tan tremenda deshonra para la família. Yo le comenté a Remedios la Bella, que no me sorprendia tanto aquella situación, pues en el transcurso de la fiesta, vi como Angela miraba con odio a Santiago Nasar. Todas queríamos bailar con él, pues éra con diferencia el más apuesto de todos los jovenes allí presentes. Bailó con Maria de la Luz Cervantes, con Remédios la Bella, con Nena Daconte, con Amaranta Úrsula Buendia, con Fernanda del Carpio, con Flúvia Flamínea y conmigo. No era ningun secreto que Ángela Vicario siempre estuvo enamorada de Santiago Nasar y que su boda era sólo de conveniencia. Entonces vimos Pasar a Satiago Nasar, aún con la ropa de la noche anterior, estaba guapisimo con aquella camisa y aquel pantalon de lino blanco, él nos dió los buenos dias, y nosotras le devolvimos el saludo, felices, por creer que el rumor de su muerte era falso. HABLADURIAS per María Soledad Rodríguez Rubio (IG) Esta noche no he dormido muy bien, e estado inquieta, nerviosa, he pasado mucho calor y en la calle había mucho jaleo, debido a la boda que ha habido en el pueblo. Son las 6 de la mañana y me levanto aburrida de estar en la cama sin poder pegar ojo, me asomo al balcón y veo pasar a los últimos invitados de la boda, no corre ni una gota de aire, el cielo esta muy gris y parece que le cuesta amanecer, puede ser que a el también le de miedo pensar lo que esta apunte de ocurrir, una muerte injusta y cruel muy cruel. Me siento junto a la ventana y de repente veo pasar a Santiago Nasar, el corazón se me encoje, todavía no creo que se aya acostado pues va muy elegante supongo que viene de la boda, lo miro sin poder pestañear y lo veo tranquilo, relajado seguro que a disfrutado mucho en la boda, pobre, lo mismo se han arreglado las cosas, o no sea para tanto todo lo que se comenta en el pueblo de el, ami me da mucha pena, lo veo tan buen muchacho muy educado y amable siempre con todo el mundo. No creo que tenga nada que ver todo lo que se cuenta, creo que tanta venganza no es buena. Santiago veo que se dirige hacia el puerto, hoy hay un acontecimiento muy importante en el pueblo, pues nos visita el obispo, espero y deseo con todas mis fuerzas que el llegue a su encuentro. Y así todos los rumores que hay y a habido en el pueblo sobre su muerte solo sea habladurías. NO SÉ SI PODRÉ PERDONARME per Marta Noguera Pascual (LM)

13


Dios mío, que calor tan asfixiante no hay manera de poder dormir ¿que hora será? Uf solo son las seis, iré a buscar un vaso de agua. (Al pasar frente a la ventana se nota una suave brisa y con su vaso lleno se detiene a tomar el agua), mientras observa la calle ve pasar a Santiago Nasar un chico joven , esbelto con los cabellos rizados y los ojos de rasgo árabe como su padre que guapo que es. ¿Como puede ser cierto? de lo que le acusa Ángela Vicario que el la violó. Yo casi no me lo puedo creer, es un muchacho alegre, atento, tiene buenos amigos, una novia y quiere mucho a su madre. Espero que alguien le haya avisado de estas habladurías y prevenido de que los hermanos Vicario lo buscan porqué piensan matarle, aunque no creo que sean capaces, ellos también son muy buena gente, aunque cuando se trata de la honra los hombres pierden la cabeza se ciegan y no saben entrar en razón. Cuanto vocerío, ¿que habrá pasado? no puede ser cierto Dios mío espero que no lo hayas permitido que sólo sea alboroto debido a causa de la visita del Sr. Obispo y todo su séquito. Ay, mi corazón está palpitando muy deprisa a ver si puedo enterarme de lo que esta sucediendo en la plaza. No puede ser que Santiago ya este muerto. Cuando anoche me enteré de que habían devuelto a Ángela Vicario y de lo que se proponían sus hermanos, tenía que haber ido a casa de mi comadre Plácida Linero para avisarla de los rumores que corrían por el pueblo. Como es posible que yo no hiciera caso de estos rumores, como voy a poder mirar de frente a mi amiga Plácida. Espero que algún día pueda perdonarme por no avisarla. Yo misma no se si podré perdonarme . LA CAZA DE AMOR ES ALTANERÍA per Maria Dolores Collantes Santalucia (REB) Cada mañana se levantaba como siempre, pensando que le aportaría el día de hoy. Muchacha activa, positiva y alegre, ponía la música mientras se preparaba un café, se hacia unas tostadas y se sentaba a desayunar. Al tiempo que tarareaba la canción del momento que ponían en la radio, pensaba en no encontrarse ha aquel idiota otra vez. Pensar en ese tío la ponía nerviosa y la sacaba de quicio. -¿ Como se puede ser tan arrogante, soberbio y orgulloso a la vez? Me quiere comprar con sus regalos. ¿Quien se ha creído que soy? Se piensa que todavía vivimos en la época en que las chicas solo podían aspirar a un hombre que las mantuviera, mientras ellas aburridas limpiaban cacas de bebes, preparaban la comida para sus maridos y esperaban sinuosas a que llegaran los señores de la casa.- Todo esto se decía cada vez que pensaba en el, realmente la enfadaba muchísimo ya que ella no era así, ni por asomo, ese hombre conseguía sacarla de sus casillas. Se llamaba Eva trabajaba como encargada en un comercio, le había costado mucho llegar hasta ahí puesto que no tenia estudios, había tenido que dejar muchos puestos de trabajo, por qué hombres como aquel, con mas poder adquisitivo que ella se le habían insinuado diciéndole que le facilitarían las cosas si ella quería. Pero ella no quería que le regalaran nada, no quería que nunca se pudiera poner en entre dicho su capacidad de trabajo, puesto que a la larga tienes que demostrar de lo que eres capaz. Ella ahora estudiaba ademas de trabajar por que sabía que era muy importante en estos tiempos, tener algún nivel académico aparte de la experiencia laboral. El, hombre que todo lo tenia, incluso 10 años más que ella, consideraba que era una tonta por esforzarse tanto en ser alguien, cuando el se lo podía dar todo sin esfuerzos. Lo que no sabía el es que ella odiaba a los hombres que consideraban tontas a las mujeres que querían superarse. Por otro lado le gustaban los hombres que sabían luchar e inteligentes. Pero su altanería seria lo que haría que ella despreciara todo lo que el suponía. A si, no la conseguiría nunca. SU SECRETO MORIRÍA CONMIGO per Monica Salmeron Martos (MP) Yo conocía la situación de Divina Flor,pero tenía que callar,le había prometido que su secreto estaba a salvo conmigo,que nunca nadie lo iba a descubrir.Yo me enteré un poco por accidente,y otro poco porque ellos no fueron muy precavidos,si en lugar de entrar yo al sótano lo hace Victoria Guzmán el pobre Santiago hubiera muerto allí mismo en lugar de ser asesinado por los gemelos Vicario.

14


Cuando yo me enteré que Divina Flor y Santiago eran amantes,no me sorprendió,Victoria lo había sido del padre de Santiago,y no sé si por derecho o por capricho,Santiago se dedicó a cortejar a Divina Flor,una muchacha tímida y enamoradiza. Al saber el secreto de Divina Flor,no me extrañó que no hiciera nada para evitar la muerte de Santiago,supongo que se sentiría engañada,pero como yo le conté después,Ángela no había sido la única amante,a parte de ella,que Santiago habia tenido,incluso dudé que Ángela y Santiago hubieran sido amantes.Santiago era todo un donjuan y las mujeres babeaban a su paso,cuando salíamos los dos,yo me volvía invisible,hasta el carácter le cambiaba,se volvía rudo y altivo. Sí,yo entendía a Divina Flor,ella era la amante desdichada y consumida por los celos,yo,el pobre amigo desgraciado que no tenía ni para pagar los servicios de cualquier prostituta,por eso,cuando Divina Flor me contó que no había hecho nada para salvar la vida de Santiago,la comprendí,y le prometí que su secreto moriría conmigo. SE TÚ per Maria Cinta Martinez Garcia-romeral (REB) Tu, eres tu existencia No dejes que te cuenten, tampoco que te digan Se tu quien te equivoques...Se tu quien rectifiques...Se tu quien decidas. Que es el compartir, que es el desear. Compartir hasta el infinito, porque no tienes con que medir el deseo ni el amar. Cuando pierdes el deseo, duele...Cuando no deseas, quieres perderte. Es tan dulce descubrir el desear...Desear a quien bien te desea. Desear una caricia amada, te estremece...Una caricia no amada, te estremece no desear. Si deseas, comparte sin miedo, no finjas...Si tienes miedo, no finjas que deseas...Escapa. No tengas miedo a estar solo, estas contigo. LA MUERTE per Raul Gomis Perez (BCN) El día transcurrió como otro cualquiera, en esta parte del planeta la vida pasa muy despacio pero hoy tengo un presentimiento amargo, que me hace secar la boca, voy a beber un poco de agua helada y me siento junto la ventana para que pase un poco de fresco no he podido dormir bien a causa del calor sofocante. Es algo raro lo que siento hoy dentro de mi ser no logro definirlo miro la hora y son las seis treinta de la mañana el gallo del vecino lleva ya unos minutos molestando más de la cuenta incluso peor que otros días los cuales empieza a cantar sobre las siete de la mañana, observo la calle y todo está en silencio. Enciendo un pitillo, entonces repentinamente a lo largo de la calle empiezo a escuchar unos pasos al inicio de la misma quien… puede ser a estas horas me alzo hacia el marco de la ventana saco la cabeza por ella y..Hay los veo pero si son Pedro y Pablo Vicario. Venían uno a cada lado de la calle con la cara misma de no haber dormido en cuatro días los ojos delataban maldad, me estremezco un instante creyendo que cuando pasen frente a mi no se darán cuenta de mi presencia pero no es así. El reloj toca la siete de la mañana ellos me miran fijamente al oír el sonido de las campanas del reloj y hay mismo lo veo claro ellos van en busca de la muerte. LA CAZA DEL AMOR... per Raul Moreno Fernandez (MF) . Pese a que en ocasiones el amor es cruel, lo normal es que nos haga sentir que flotamos en el aire. Quizá sea una de las mejores sensaciones del cuerpo humano porque hace que te encuentres de maravilla, no te da pereza nada, tienes fuerzas para todo y el "qué dirán" cobra un inesperado segundo plano. Paula es una chica trabajadora y responsable que trabaja como reponedora de productos en un supermercado. Es alta, guapa, morena y con los ojos grandes y negros. Vive sola en un piso pequeño -lo que el sueldo le permite- y su coche es algo viejo ya para el arreglo de una inesperada avería. No tiene pareja y eso la convierte en el punto de mira de muchos compañeros de trabajo que intentan invitarla a salir. Pese a todo, lo llevaría bien si no fuese porque Carla, una compañera de trabajo que es cajera, se ha obsesionado con ella. Diariamente le lanza miradas, piropos y comentarios

15


jocosos e intenta quedar con Paula para salir a tomar algo. Paula ya no sabe qué hacer, no sabe cómo decirle claramente que ella no siente lo mismo y que si se fijase en alguien sería en un hombre y no en una mujer. A Carla eso no le importa porque está segura de que si le diese una oportunidad, se daría cuenta de que Paula está equivocada y no piensa frenar su empeño de alcanzar lo que quiere, que se enamore de ella. Paula, al darse cuenta de que Carla no la va a dejar en paz, no deja de preguntarse el porque de esa insistencia, porque tanto empeño en algo imposible, en porque Carla persigue un amor con tanta insolencia y soberbia. Aunque todo da igual, Paula ha decidio irse a trabajar a otro sitio y mañana se lo dirá a su jefe. RUMORES per Rebeca Sánchez Mora (SR) Serian sobre las seis de la mañana cuando sin poder dormir despues de aquella noche, me asome a la ventana para poder observar desde alli, la resaca que tenia el pueblo despues de el gran festin de la boda, no recuerdo ningun otro festin tan grande, desde que que el padre Carmen Amador organizo un la cena de las fiesta del pueblo, y este ultimo se quedo pequeño a comparación del bodorrio de ayer. Entre el sonido de los gallos,y el sonido en la entrada el puerto del buque del Obispo y toda su gente esperando, pude ver a lo lejos a Santigo Nasar iendo calle hacia abajo. Vestia con ropa de lino blanca, al verto tan decidido hacia el puerto, no pense en que el bulo que solo hacia unas horas habia extendido a la gente del pueblo, iba a ser verdad.Con el camino que tiene de su casa al puerto, ya lo deberia saber y si aun estaba vivo es que lo de su muerte, solo seria un rumor. Asi que decidi no meterme en medio, pues solo conseguiria meterle en la cabeza al pobre de Santiago cotilleos de pueblo, Sin más,cerre la ventana de madera envejecida, ya que la calor de los primeros rayos de sol empezaban a entrar por la habitación,y despues no habria quien auantara todo el dia. Baje despacio las escaleras,todo continuaba en silencio en el interior de casa,solo a lo lejos quedaba ya el sonido de aquel buque que en su interior estaba el Obispo,solo quedo aquel alboroto de los cantos de los gallos del pueblo. Quien podia imaginar que horas despues, estando sentado frente a mi escritorio, empezaria a escuchar movimiento continuo de gente,cuchicheos al oido, y jauria por parte de los perros de la casa de Santiago Nasar. Al rato cesarón los ruidos,fue como si el mundo se hubiera detenido,como si el pueblo se hubiera quedado mudo. Solo al cabo de unas horas pude comprender aquel silencio, ya que fue el silencio de la muerte, de una muerte ya anunciada, Santiago Nasar habia sido asesinado. Y HUYÓ DE AQUEL LUGAR PARA SIEMPRE per Ricardo Bolivar Mejias (RL) Sonia, la muchacha que cada día se levantaba a las 5 de la mañana para realizar las tareas del hogar, y tener todo a punto para cuando los señores de la casa despertaran, decidió un día marcharse en busca de nuevas aventuras y formas de vivir. A lo largo de su camino se encontró mucha gente que la ayudo a progresar, entre ellas, un señor muy apuesto y bien situado social y económicamente. Este se llamaba Antonio. Antonio se enloqueció de amor al ver a Sonia, un día en el mercado mientras el tomaba unas copas con los amigos en el bar del mercado. Este se informo acerca de la muchacha y poco a poco intento cortejarla. Haciéndole regalos, caros, invitaciones a bailes, cenas… incluso le ofreció trabajo en su mansión, pero Sonia, no acepto nada de lo que Antonio le podía ofrecer, pues ella había decidido valerse por sí misma sin la seguridad de pertenecer a una familia como hasta en entonces había vivido. Antonio alardeaba de sus posesiones y ostentaba delante de ella, haciendo encuentros casuales entre ellos, para poder verla, pero ella siempre le rechazaba. Sonia pensaba que además de ser mucho más mayor que ella, jamás podría estar con un hombre que quisiera comprar el amor de una mujer, con regalos y dinero, pues si era así como valoraba a las mujeres no quería saber cómo sería vivir con él. Además le habían

16


contado que este hombre siempre trataba de comprar a las mujeres nuevas en el pueblo, y que ninguna había aceptado porque se rumoreaba que una vez las engatusaba, después las tenia encerradas en casa sin salir, porque solo las quería para él. Finalmente, en las fiestas del pueblo, Antonio organizó una pedida de mano, a escondidas de ella, por lo que cuando estaba tocando la orquestra, todo el mundo bailaba y festejaba, Antonio subió al escenario y le pidió la mano en matrimonio a Sonia delante de todo el pueblo. Sonia ante esta situación comprometida, no supo qué hacer, y simplemente se limito a sonreír y a ir retrocediendo poco a poco, hasta que tuvo un hueco libre y huyó de aquel lugar para siempre. ERA SU DESTINO per Sofia Garcia Galindo (BCN) Llovía y hacía sol. Un día raro, pero nadie presentía que fuera además de raro, un día predeterminado, un día marcado. El destino lo había decidido así, sin pedir permiso y, ni Marcos ni Lara sabían lo que les deparaba. Él era alto, guapo, de tez morena y un poco, o un mucho, según como se mirara prepotente. La vió en el andén, desvalida, helada de frio y encogida. El pelo rubio le tapaba la cara, pero le pareció muy guapa. Esa chulería salió a flote: - Vas a ser mia- :pensó, pero ni por un segundo se planteó que esa decisión no la había tomado él, ni siquiera ella, que todavía no lo había visto. Esa decisión ya estaba tomada de antemano. Era la decisión del destino, un destino caprichoso que le había hecho perder a Lara el primer tren para hacer posible el encuentro. Y él actuó, más chulo que un ocho, con el poder que le otorgaba pensar que había decidido él que iba a por ella y que ella no se resistiría ante él, pues nunca lo hacían. Y así fue, ella no se resistió, no se resistió por su altanería, por su seguridad, por su convicción... porque era su destino. EL CHISME per Teresa Morejon Florido (SR) Hace tanto calor que no puedo dormir, este calor no es normal, presiento que traerá lluvia. Llevamos tres días de parranda con la gran boda, en el pueblo es todo un acontecimiento, ya que aquí casi nunca pasa nada y para colmo hoy viene el obispo, hay tanto revuelo en la calle que me parece que no voy a salir, total Placida tiene razón, para el caso que nos hace la iglesia. Dicen las malas lenguas que Ángela ha sido repudiada por su marido, por no llegar pura al matrimonio, que la deshonró Santiago Nasar y por este motivo sus hermanos la quieren vengarla. ¡Míralos! desde mi ventana los puedo ver, ahí están los dos Pedro y pablo Vicario, están dormidos en la tienda de Clotilde Amenta. Duermen plácidamente ¿Cómo pueden dormir, si se supone que tienen que matar? me parece mentira que puedan asesinar a nadie, no tienen cara de asesinos, pero ¿Qué cara tiene un asesino? No creo que Pedro y Vicario asesinen a Santiago, son todos de muy buena familia y eso no suele pasar en las buenas familia, ellos lo llevan todo con mucha discreción, aunque en este pueblo no puedes tener secretos, todos nos enteramos de todo. Además, ellos se conocen de toda la vida, son compañeros ¿tendrían valor de mirarlo a la cara mientras les están asestando puñaladas? y cuando se cruzaran con Placida Linero ¿podrían saludarla, mirarla…? Si esto llegara a suceder se abriría la semilla del mal, del odio, del resentimiento. Estoy segura que ya ha llegado a los oídos de Santiago que lo quieren matar, porque si no lo estuviera tendría que avisarlo, porque si no lo avisara, seria cómplice de asesinato y con esa carga de conciencia tendría que vivir el resto de mi vida, pero… ¡ehehehe! ¿Qué pasa ahí afuera? ¿Por qué la gente se está arremolinando en la plaza? ¡Dios mío! no puedo ver nada, ¡no será que!…. ¡No puede ser!

17


LOLA per Xavier Padial Barrios (SE) Ella nunca se había planteado que podía llegar a tener un futuro tan incierto. Lola, una chica joven, guapa, trabajadora, muy deseada entre los mozos del pueblo nunca se imaginó que llegaría a casarse con el hombre más extraño y menos conocidos de la localidad. Lola, vivía con su madre, enferma, cuidaba de ella durante día y noche. Ella se sentía sola, y esperaba su anhelado amor. Cada día antes de irse a dormir rezaba a Dios pidiéndole un buen hombre que la ayudara, que cuidara de ella, que la protegiera... Día tras día, Lola esperaba. Su larga espera era consecuencia del rechazo que hacía a más de la mitad de los mozos del pueblo. Ella buscaba un hombre fuerte, esbelto, guapo, de buena casa, y los pretendientes que tenía no cumplían ninguna de las exigencias que tenía. El día menos pensado Lola fue al mercado, y compró fruta, verduras, y todo lo que necesitaba. De camino a casa tropezó, y allí delante de ella se encontraba el hombre más raro, menos conocido del pueblo y el más extraño de todos. Jorge, por primera vez se agachó para ayudarla a recoger todo lo que había tirado al suelo. Lola nunca se había fijado en él, a parte de su rareza no cumplía ninguna de las expectativas que ella exigía, pero en ese momento surgieron unas miradas inefables. Lola le dio las gracias y volvió camino a su casa. Y Jorge atónito por lo que había sentido por su estómago, fue a dar un paseo. Días después, se volvieron a encontrar y no bastaron un par de miradas, Jorge no se lo pensó dos veces y fue a hablar con Lola. Allí empezó a brotar el amor. Finalmente al cabo de unos meses, se hicieron pareja. Lola no sabía el por qué ni quería saberlo, pero se dio cuenta que la caza del amor es altanería. EN LA CIUDAD DE BOSTON per Yasmín López Martín (LM) En sus ojos azules grisáceos se podía notar su juventud, sus ondas acariciadas por el leve viento dejaban el rastro de su perfume por allá donde pasaba. Y los volantes de su vestido convertían al más desdichado en afortunado. En la ciudad de Boston por las vueltas de 1933 todos los días a la misma hora, exactamente las 9 de la mañana, pasaba ella recorriendo la ciudad para ir a comprar sus dulces preferidos a la plaza de la ciudad para almorzar. Eider Wardolf por aquel entonces tenía 17 años y era una flor delicada llena de inocencia. No había ojos que no fueran detrás de su sombra al pasar ella por delante. Pero lo que nadie sabía es que no solo iba a comprar dulces, si no un poco más allá. Eider pertenecía a una adinerada y elegante familia inglesa que había emigrado a América del Norte. Si sus padres hubiesen sabido donde iba todos los días la hubieran encerrado en un internado. Desde hacía un año mantenía una relación con el apuesto hijo de la pastelera, Nate. Eran el uno para el otro, con tan solo verlos hacía recordar al amor más vivido y sonado que alguien había tenido en su vida. Eran jóvenes, rebeldes, bellos y se amaban hasta el punto de doler. Nate hubiese hecho cualquier cosa por Eider y viceversa. Se veían cada día ya fuese porque ella iba a comprar a su tienda o en encuentros secretos. Nadie podía descubrir su idílico romance clandestino y esto a su vez hacia que cada día creciese más ese sentimiento. Él siempre le decía estas palabras a Eider “con mi halcón cace tu amor que ahora y para siempre permanecerá a mi lado, incluso aún después de la muerte mi corazón seguirá latiendo por el tuyo de la misma manera que lo hace ahora”.

18


Magdalena leyendo - anterior a 1438, Rogier van der Weyden

Profesora del Módulo: Bea Marín Peralta Hablemos de literatura Institut Obert de Catalunya Àmbit de la Comunicació

19


Leer para escribir - Otoño 2010  

Publicaciones de los trabajos de los alumnos del Módulo Hablemos de literatura. GES - IOC.

Advertisement
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you