Page 1

N1 marzo 2014

FACTOR DE BIENESTAR PARA NUESTROS NIÑOS

OPTAR POR UNA ALIMENTACIÓN SALUDABLE USAR O NO USAR CHUPETE / EL EJERCICIO SEGÚN LA EDAD / HORAS DE EXPOSICIÓN A LA TV


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

OBESIDAD

EN EL MUNDO

Y EN CHILE

Fuente: Chile Saludable. Oportunidades y Desafíos de Innovación (Área Alimentos y Biotecnología de Fundación Chile)

1,46 502 billones de personas con sobrepeso

Se estima que el sobrepeso y la obesidad son responsables de

7.877 muertes al año

IMAGEN DEL MES

43

millones obesos millones de niños con sobrepeso

Para 2015 habrá más de

700

millones de personas con obesidad

23% 1.000

escolares de primer año millones de dólares cuesta la obesidad en Chile básico tiene obesidad

19,2% 30,7% de hombres son obesos

de las mujeres son obesas

25,1%

de la población es obesa

Foto: flickr.com/photos/wilprz

ESTAMOS EN (POR AHORA…) Clínica Santa María Hospital FACH Hospital San Borja Hospital Sótero del Río Hospital Roberto del Río Hospital Félix Bulnes Hospital Padre Hurtado

PARTICIPARON EN ESTA EDICIÓN Dra. Catalina Leroy Dr. Fernando Novoa Dra. Gisela Zillmann Dra. Valeria Rojas Dr. Francisco Moraga Sr. Claudio Basualto

Director Dr. Hernán Sepúlveda R. Editor Dr. Francisco Moraga M.

Comité Editorial Dr. Francisco Moraga M. Dr. Hernán Sepúlveda R. Dra. Sofía Aros A. Dra. Paula Guzmán M. Sr. Jaime Escobar A. Sr. Raúl Trujillo G.

Contacto Teléfonos: (56-2) 2237 15 98 (56-2) 2237 97 57 Fax: (56-2) 2238 00 46 contacto@sochipe.cl www.sochipe.cl

Ventas Srta. Paula Navarro B. +569 7 4773916 / pnavarro@beactive.cl

Producción Beactive Comunicaciones

Sr. Manuel López A. +569 7 138 2412 / mlopez@beactive.cl

Impresión Gráfica Andes (que sólo actúa como impresor)

3


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

REPORTAJE CENTRAL

CÓMO MANTENER UNA ALIMENTACIÓN SALUDABLE U

na alimentación saludable es la que planificamos y damos de forma equilibrada y variada, para cubrir las necesidades nutricionales de nuestros hijos. Enseñar hábitos de horarios en las comidas, ofrecer alimentos de todos los grupos de la pirámide alimenticia y darlas en cantidades adecuadas para cada niño, permitirá que crezcan sanos y fuertes. Comer sano debe hacerse costumbre para toda la familia, de manera que el niño aprenda que eso es lo normal en relación a los hábitos alimenticios. Comer es un acto social y debe darse en un contexto familiar, con amor y cariño de por medio. Tan importante es lo que damos de comer, como el ambiente en el que se come, dejando que el niño goce, saboree y coma según su apetito.

ALIMENTACIÓN SEGÚN EDAD Lo primero y más importante es la lactancia materna exclusiva para los menores de hasta seis meses. Después, se puede y debe mantener ojalá hasta más del año, junto con la alimentación no láctea. Segundo, la alimentación no láctea debe ser progresiva después de los seis meses y es en esta etapa cuando el niño tiene que empezar a disfrutar de la comida. Por ejemplo, que coma con las manos, para sentir texturas y sabores, así como ensayar su autonomía. Los niños menores de un año no deben consumir sal, adicional a la que traen los alimentos y no se debe abusar del consumo del aceite; sólo en bajas cantidades. Es clave el consumo de frutas y verduras desde los seis meses, en porciones pequeñas y sin añadir azúcar. Debe evitarse el consumo de jugos, aunque en ocasiones puede beber porciones pequeñas de agua. Las legumbres se incorporan después de los 7 u 8 meses, y 2 ó 3 veces a la semana. Son una excelente fuente de proteína así como las carnes rojas y blancas que además

4


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

REPORTAJE CENTRAL aportan hierro y zinc. El pescado desde los 9 a 10 meses aporta ácidos grasos omega 3, y el huevo, que es un alimento completo, desde los 9 o 10 meses.

“Comer sano debe hacerse costumbre para toda la familia, de manera que el niño aprenda que eso es lo normal en relación a los hábitos alimenticios.”

Es importante leer las etiquetas para ver que las dosis de sodio sean bajas. Son preferibles los productos naturales, ya sea de la feria o del mar, y no ir tanto a los productos de supermercado. Por otra parte, en Chile el consumo de jugos y líquidos azucarados es muy alto y esto, sumado al consumo exagerado de snacks y papas fritas, provocan un mayor consumo de sal, de calorías y de grasas saturadas, lo que da como resultado una mala salud, riesgo de obesidad y enfermedades crónicas, entre otras patologías. Lo ideal es que estos productos se consuman en forma juiciosa y limitada a ocasiones especiales, como fiestas, cumpleaños y celebraciones.

TIPOS DE ALIMENTOS Y PORCIONES En base a estos principios, el Ministerio de Salud generó las siguientes sugerencias para la alimentación de los niños:

• Consume de 3 a 4 porciones al día de lácteos bajos en grasa. • Consume 5 porciones al día de vegetales, que se pueden subdividir en 2 porciones de ensalada y 3 porciones de fruta. • Consume 2 veces a la semana pescados. • Consume 2 a 3 veces a la semana carnes con poca grasa (posta, pechuga). • Consume 2 veces a la semana legumbres. • Consume 3 huevos a la semana, los cuales muchas veces pueden darse como tortilla o budín de verduras. • Usa poca sal, azúcar y aceite en la preparación de los alimentos. • En el consumo de agua recomendado (6 a 8 vasos al día), debemos incluir otros líquidos que el niño ingiere, como lácteos o sopas, y no deben interferir con el apetito del niño para lograr cumplir adecuadamente con los horarios de alimentación.

Los horarios de alimentación deben planificarse según las actividades del niño y la familia, de manera que sean tiempos familiares para compartir y fomentar una buena comunicación. Las comidas más recomendadas son desayuno, almuerzo con postre, once a media tarde y cena familiar. Las colaciones escolares son necesarias en la medida que un niño tenga un tiempo considerable, de 4 a 6 horas, entre su desayuno y el almuerzo. Se recomienda que la colación sea fruta, un lácteo bajo en grasa o un huevo duro, y que no dificulte la ingesta de la alimentación siguiente. Siempre considerar que el recreo no es hora de comer y que en épocas de temperatura elevada, o en niños mayores que realizan mucha actividad física en los recreos, hay que contemplar agua o jugos para hidratarse.

COMIDA CHATARRA En Chile, el consumo de productos muy elaborados y que tienen gran cantidad de azúcar, grasas saturadas y sal ha aumentado significativamente (papas fritas, golosinas, embutidos, bebidas azucaradas). Para estos tres nutrientes, que en exceso hacen mal a la salud, ya que aportan gran cantidad de energía, la autoridad sanitaria ha decidido que deben ser regulados, controlando la publicidad para disminuir la oferta de estos alimentos, instruyendo a los productores de estos alimentos que disminuyan la cantidad de sal, azúcar y grasas saturadas, estipulando un etiquetado que informe al consumidor sobre su contenido y educando a la población para que asuma un rol activo en el cuidado de su salud.

5


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

REPORTAJE CENTRAL “Los horarios de alimentación deben planificarse según las actividades del niño y la familia, de manera que sean tiempos familiares para compartir y fomentar una buena comunicación.” OBESIDAD INFANTIL La obesidad crece a un ritmo frenético en los países industrializados y se convierte así en una epidemia del siglo XXI. En nuestra sociedad, persiste una serie de costumbres que ya habría que dejar en el pasado: como cuando creemos que un “bebé gordito” es un “bebé sano”, o cuando pensamos que la gordura desaparecerá cuando el niño crezca. La obesidad debe evitarse desde los primeros meses de la vida e, incluso, desde el seno materno constituyendo uno de los más importantes cuidados prenatales. La edad de aparición de la obesidad infantil, en casi la mitad de los casos, es antes de los dos años y se dispara después en el niño escolar. Y lo grave son la consecuencias que puede traer la obesidad a tan temprana edad: enfermedades cardiovasculares, diabetes, hipertensión, hipercolesterolemia, inadaptación social y el desarrollo de un problema psicológico muy serio, ya que los niños que padecen obesidad no pueden llevar la misma ropa que el resto de sus amigos, no consiguen realizar las mismas actividades físicas y se ven sometidos a burlas y maltratos debido a su aspecto físico. Esto, según los psicólogos, lleva consigo la pérdida de la autoestima, un sentimiento de discriminación social e incluso serias depresiones, que muchas veces derivan en una mayor ansiedad que busca aliviar comiendo, e ideaciones suicidas. Muchas veces, en la obesidad existe un factor psicológico que condiciona

6

que los niños sustituyen con comida algunas de sus carencias emocionales. Por eso, a la hora de tratar a un niño que sufre obesidad, se debe controlar también el ambiente familiar y escolar que le rodea.

PUNTOS IMPORTANTES • Los hábitos de la alimentación se deben formar desde los primeros momentos de la vida del niño para evitar la obesidad. • La comida chatarra y el sedentarismo son dos de los factores que influyen en el aumento de la obesidad en los países desarrollados. • Evite alimentos y líquidos endulzados artificialmente antes de los 2 años de vida. • No utilice dulces o alimentos ricos en grasas para premiar buenas conductas. • Una dieta equilibrada y variada, acompañada de actividad y ejercicio físico, son la base para evitar la obesidad y los trastornos físicos y psicológicos asociados.

CIFRAS SOBRE OBESIDAD EN CHILE -La obesidad constituye uno de los principales factores de riesgo de las enfermedades que limitan la vida y calidad de vida del adulto. -La obesidad es una enfermedad que afecta a un tercio de la población infantil menor de 18 años y puede derivar en complicaciones del organismo como diabetes, hipertensión o hipercolesterolemia. -Cerca del 80% de los adolescentes obesos padecerá este trastorno también en la edad adulta.


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

¿MITO O REALIDAD?

¿ES BUENO A O MALO USAR CHUPETE?

demás de reducir la incidencia de muerte súbita y calmar la ansiedad y el dolor de los niños, los datos muestran que, si el chupete se deja de usar antes de los tres años, los perjuicios sobre los dientes son reversibles.

Hace años, parecía que este elemento, que tanto gusta a los bebés, se había convertido en el culpable de que los pequeños no quisieran tomar el pecho materno, de que tuvieran infecciones de oído (una detrás de otra), de que fueran irritables y malhumorados cuando no lo tenían en su boca, y de que sus sonrisas fueran un auténtico desastre. Por todo esto, evitar el uso del chupete se convirtió en una especie de obligación pediátrica. Hoy, las evidencias científicas han echado abajo estas creencias, salvo la de las deformidades en la dentadura cuando su uso se prolonga excesivamente, y las caries del chupete cuando su uso se asocia al consumo excesivo de jugos o líquidos azucarados.

PROBLEMAS PARA LA DENTADURA Cuando un niño se introduce un chupete en la boca y lleva a cabo lo que los expertos denominan “succión no nutritiva” (o sea, succionar pero no ingerir alimento alguno), los dientes centrales inferiores se desvían paulatinamente hacia dentro, mientras que los que se encuentran en el maxilar superior, tienden a separarse y a sobresalir hacia fuera (dientes de conejo). Con el tiempo, los caninos (colmillos) chocan entre sí y ambas filas de dientes no se cierran correctamente (mordida abierta). Además, la acción de succionar pone en funcionamiento una serie de músculos de la cara que, junto con la posición de la lengua, hacen que los dientes superiores e inferiores pierdan su paralelismo (mordida cruzada). Sin embargo, se estima que, para que las malformaciones sean apreciables, es necesario ejercer una presión más o menos constante durante seis horas diarias, aproximadamente. El factor tiempo, junto al de la energía que el pequeño aplique en la succión marcará la diferencia en este aspecto. Esto explica que aquellos niños que sólo lo usan para dormirse no afecten significativamente su mordida. Lo otro que preocupa a los dentistas de niños (odontopediatras) es la llamada “caries del biberón” (“biberón” es mamadera). Se llama así porque, aunque también puede aparecer por un uso indebido del chupete (untarlo con excesiva frecuencia en algún líquido dulce y dárselo al bebé) es más frecuente que esta patología se presente asociada a la mala costumbre de ofrecer una mamadera de jugo, leche o bebidas azucaradas para que el niño vaya bebiendo a demanda, o permitir que el niño se duerma chupando el chupete del biberón. Estos hábitos están absolutamente desaconsejados, a no ser que lo que contenga la botella sea, simplemente, agua. El alto contenido en carbohidratos de estos productos puede causar daños en los dientes. De esta forma, en la boca de los niños más mayores coincidirán, durante un plazo más o menos prolongado, las piezas temporales o “de leche” con las definitivas, pudiendo resultar afectadas estas últimas por las caries de los dientes de leche.

TRUCOS PARA RETIRAR EL CHUPETE:

1

Sea la interrupción brusca o paulatina, no se debe recurrir a castigos.

2

La estrategia de untarlo con sustancias de sabor desagradable (vinagre, pimienta, limón...) suele dar buen resultado aunque parece algo cruel.

3

Puede inventar una historia en la que algún personaje de ficción se lleve el “tete” a cambio de un regalo.

4

A veces, el chupete puede “olvidarse” en el lugar de vacaciones o “perderse” en la calle.

5

Cortarlo o pincharlo para que la sensación de chuparlo no sea placentera convence a muchos pequeños.

6

A los más mayores, les puede convencer su pediatra, explicándoles por qué deben dejarlo.

7

¡La decisión tiene que ser firme! Una vez que el niño abandona el chupete se acordará de él y volverá a pedirlo, pero hay que dejar que pase el “síndrome de abstinencia”.

RECOMENDACIONES SOBRE EL CHUPETE En resumen, no hay ningún dato definitivo ni a favor ni en contra de su uso. Sí es razonable recomendarles lo siguiente: • Intente no utilizar el chupete en los primeros días de vida. Aunque la tentación sea grande, probablemente sea mejor resistirla, dado que evitarlo favorecerá la instauración de una lactancia materna eficaz. • Evite usar el chupete como método para poder retrasar una comida. • Si su hijo parece utilizar el chupete para saciar sus ganas de chupar, mejor que use uno de sus dedos (generalmente el pulgar). • Si su hijo utiliza chupete, no tenga uno sólo, dado que es fácil que se pierda, lo cual, en algunos casos, supondrá llantos, pataletas, etc. • Muchos niños utilizan el chupete para tranquilizarse, sobre todo en la época del destete o en ausencia de los padres. En niños mayores no los reprenda por su uso, ya que ello dificultará su retirada definitiva. • Nunca lo use amarrado a la ropa de su hijo mediante broches o pinzas ya que eso favorecerá su uso indiscriminado y excesivo, ni mucho menos con un lazo alrededor del cuello por el riesgo de asfixia. • Promueva su retiro usando vasos cerrados con boquilla o bombillas para tomar leche a partir de los 18 meses a los 2 años. Y a más tardar entre los 2 y 3 años la mamadera para dormirse debe retirarse.

¿CÓMO DEBE SER EL CHUPETE IDEAL? Para que el chupete sea seguro debe estar hecho de material plástico, tener bordes redondeados, poseer un anillo o tirador que permita extraerlo de la boca, y la tetina no puede ser superior a 3,3 cm. Además, la base del chupete debe ser lo suficientemente grande para evitar que el niño pueda introducirse todo el chupete en la boca, con el consiguiente riesgo de asfixia. Es aconsejable cambiar el chupete con cierta frecuencia, sobre todo cuando el niño ya tiene dientes, para evitar que se atragante con los pequeños fragmentos que pueda arrancar al mordisquearlo.

“Para que el chupete sea seguro debe estar hecho de material plástico, tener bordes redondeados, poseer un anillo o tirador que permita extraerlo de laboca, y la tetina no puede ser superior a 3,3 cm.”

¿CUÁNDO Y CÓMO RETIRAR EL CHUPETE? La edad ideal para retirar el chupete es antes de los 3 años. Previamente habrá que ir acostumbrando al niño a usar el chupete sólo cuando se vaya a la cama o en situación de mucha tensión emocional. No está claro cuál es la mejor técnica, si la retirada brusca o la paulatina. Lo que sí está claro, es que los padres deben estar atentos en esos días para tranquilizar al niño y que éste no reclame su chupete.

7


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

VIDA SANA PARA TODOS

LOS NIÑOS Y EL EJERCICIO

E

l deporte en sí es salud, y cualquier persona que realiza actividad física mejora su condición y puede evitar enfermedades futuras. Por esto, es muy beneficioso que los niños tengan una vida activa. En contraparte, aquellos niños que no realizan actividades que generen un consumo energético importante (son sedentarios), tienen un mayor riesgo de sufrir obesidad, de ver disminuida su tonicidad muscular y de adquirir problemas articulares por el peso.

¿QUÉ DIFERENCIA HAY ENTRE EJERCICIO Y ACTIVIDAD FÍSICA? El ejercicio consiste en realizar, en períodos de 30 a 60 minutos, una actividad constante, es decir, al menos 3 veces por semana. La actividad física es el desarrollo de cualquier tipo de actividad que requiera un gasto energético. Para incentivar a los niños, hay que enfocar las actividades de forma lúdica, o muy probablemente se aburrirán. Lo ideal es generar un ejercicio que les resulte entretenido, y lo vean como diversión. ¿CUÁNTO TIEMPO DE ACTIVIDAD FÍSICA ES PRUDENTE? Idealmente, la cantidad de tiempo que un niño destine a la realización de actividad física, debe ir acorde a su capacidad, esto es, en función de su propio cansancio o del momento en que empieza a sentirse agotado. Así, es recomendable que los niños de entre 4 y 6 años realicen una actividad mantenida de 10 a 15 minutos. Entre 6 y 10 años, de 20 a 35 minutos con algo más de intensidad, realizando ejercicios que impliquen correr, saltar, subir, etc., es decir, actividades que utilizan todos los patrones motores y que generan un gasto energético. Los niños sobre los 10 años, pueden realizar actividades deportivas que ya requieran de reglas y estructuración, como jugar fútbol, básquetbol y voleibol, o actividades lúdicas que impliquen de 30 a 60 minutos. En términos psicológicos, practicar ejercicio mejora al niño en temas de sociabilización, da mayores posibilidades para evitar la frustración, mejora la adaptabilidad y otorga una mejor capacidad de sueño. En términos físicos, el niño disminuye la posibilidad de tener mayor aumento de adipocitos (tiene menor riesgo de padecer obesidad), y mejora el gasto energético, además del nivel articular. No hay que olvidar el impacto que tienen las actividades cotidianas: ayudar a hacer las camas, sacudir los muebles, hacer el aseo, acompañar a la mamá a la feria o a comprar el pan, jugar con al papá, etc. Es ideal enmarcar estas actividades dentro de un sistema de juego: barrer puede ser el ganarle al polvo, hacer la cama es prepararla para luego dormir en ella, lavar el auto con el papá es aprender a descubrir los misterios de un motor, acompañar a la feria puede ser el motivo para coleccionar hojas de árboles que se encuentren en el camino, etc.

8

“Para incentivar a los niños, hay que enfocar las actividades de forma lúdica, o muy probablemente se aburrirán. Lo ideal es generar un ejercicio que les resulte entretenido, y lo vean como diversión.”


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

EL MES DE…

LA VUELTA A CLASES C

on el fin de las vacaciones, empezó una nueva etapa escolar. El sol, la playa y el calor se están haciendo a un lado para dar paso al material escolar, los uniformes y las tareas. La adaptación no es fácil, sobre todo tratándose de los más pequeños.

Foto: Flickr Pontificia Universidad Católica de Chile

Durante la temporada escolar, los niños y jóvenes se ven expuestos a muchos retos y presiones. Pero más allá del esfuerzo de cada uno de ellos, hay que saber que los resultados académicos también tienen mucho que ver con lo que ocurre en casa. Los escolares que viven en hogares donde existen hábitos saludables, rutinas regulares y una buena comunicación, suelen tener calificaciones más altas, por lo que les dejamos algunas sugerencias para ayudar a sus hijos en este nuevo desafío.

ESTABLEZCA HÁBITOS SALUDABLES Elija una hora para que se vaya a dormir, y que le asegure suficientes horas de sueño. En la mañana, un desayuno saludable y con tiempo le ayudará a empezar el día con energía. Limite la cantidad de tiempo que pasa su hijo viendo televisión, jugando con la computadora o escuchando música, y estimule sus ganas de hacer ejercicio o colabore con las tareas domésticas. INSTAURE UNA RUTINA La clave es hacer lo mismo todos los días para que su hijo sepa qué esperar, y así poder organizar sus días. Por ejemplo, mientras usted prepara su almuerzo escolar o colación, el pequeño puede vestirse, arreglar su cama y desayunar. Y al llegar en la tarde, puede tomar una colación y realizar sus tareas.

ELIJA UN ÁREA DONDE TENER SU MATERIAL Es importante que los niños sepan dónde guardar su material escolar (mochila, textos, uniforme...). Construya un área que le permita saber en qué lugar dejar y recoger los artículos que necesita para la escuela, así podrá mantenerse organizado, y saber en todo momento dónde encontrar sus cosas durante las prisas de la mañana. DESIGNE UNA ZONA DE ESTUDIO Permita que el niño disponga de un escritorio o mesa con la suficiente luz y espacio, y que tenga los suministros necesarios para realizar sus trabajos. Un espacio diseñado para las tareas suele motivar a los más pequeños a que terminen sus ejercicios en casa.

MOTÍVELO A LA LECTURA Se dice que los niños pasan sus primeros años aprendiendo a leer, y el resto de la vida leen para aprender. Intente sentarse con su hijo a leer un poco todos los días, no como una obligación, sino como un momento especial, de diversión, que les permita a ambos disfrutar de un tiempo en familia. PRACTIQUE CON EL EJEMPLO Los niños aprenden con el ejemplo. Si quiere que su hijo estudie, empiece leyendo un libro. Mientras sus hijos hacen la tarea de la escuela, usted siéntese y pague las cuentas, por ejemplo. Si constantemente busca oportunidades de aprendizaje, los niños empezarán a seguir el mismo comportamiento en sus propias vidas.

CONVERSEN CON FRECUENCIA Pregúntele al niño sobre su día en la escuela, su profesor, sus compañeros... Que le cuente sobre lo que le gusta y lo que no, que exprese sus ilusiones, entusiasmos y ansiedades, y estimúlelo halagando sus logros y esfuerzos. ESPERE EL ÉXITO Posiblemente, la forma más importante en la que puede apoyar los esfuerzos de un niño en la escuela es esperar que tenga éxito. Eso no significa que le exija que sea el mejor estudiante o el mejor atleta o el mejor artista. En su lugar, apoye su confianza en sí mismo y hágale saber que lo que espera es que “dé lo mejor de sí” para que se sienta orgulloso de lo que ha logrado. Y cuando no tenga éxito, apóyelo en su capacidad de tolerar la frustración… y a intentarlo de nuevo!!

9


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

PARA TENER EN CUENTA

EL NIÑO FRENTE A LOS APARATOS ELECTRÓNICOS Es importante que los papás tomen conciencia de que los aparatos electrónicos son tan entretenidos para los niños, que hay que estar alerta al riesgo de adicciones. Lo aconsejable es que el niño tenga acceso a las pantallas (televisión, videojuegos, celular o internet), sólo una hora y media cada día, de lunes a viernes, y 2 horas los sábados y domingos.

¿TELEVISIÓN EN LA PIEZA? Estudios científicos han demostrado que tener televisión en la pieza influye directamente en una disminución del rendimiento escolar en los niños, aumenta la obesidad y genera consumismo (por la publicidad a la que se exponen los niños). Es por esto que es aconsejable no poner televisión en la habitación: ¡es mucho más difícil sacarla de la pieza que nunca ponerla!

NUNCA APARATOS EN LA NOCHE… El sueño es fundamental en el desarrollo y hay que cuidarlo mucho. Por eso se sugiere que dentro de los compromisos que se piden a un niño o adolescente cuando se le entrega un instrumento electrónico (como una tablet o un celular), es que el aparato sea guardado durante la noche en la pieza de los padres, ya que muchas veces el niño, por su desarrollo madurativo, se va a sentir tentado a usarlo, y va a ver interrumpido su sueño

¿CUÁNDO ES BUENO COMPRARLES UN CELULAR? Desde los 12 años, el niño ya empieza a explorar el mundo de manera más independiente: va y vuelve sólo de la escuela, o empiezan a quedarse en casa de amigos, de tal manera que es el momento ideal para recién instaurar el celular como una necesidad de comunicación. De todas formas, el teléfono debe ser entregado con un compromiso de uso adecuado. Por ejemplo, decirle que si se le pierde no se repondrá, o que no crucen la calle hablando por celular. Es decir, imponer una serie de condiciones en su uso.

¿QUÉ VIDEOJUEGO ES BUENO PARA EL NIÑO? Controlar los contenidos que ve el niño es muy importante. En este sentido, los papás deben estar muy atentos al lenguaje y nivel de violencia de los videojuegos. Sugerimos el sitio www.esrb.org, donde se recomiendan las edades idóneas para cada videojuego, ya que muchas veces vemos que niños muy pequeños están expuestos a videojuegos para mayores, con un contenido demasiado fuerte e inadecuado para su desarrollo. Esto puede afectar negativamente su conducta y la capacidad de aprendizaje.

GOLPES EN LA CABEZA: ¿CUÁNDO SON GRAVES? Los niños se mueven, juegan y corren, asumiendo algunos riesgos físicos sin medir las consecuencias que, a menudo, provocan accidentes. La mayoría de ellos han recibido de otro niño un golpe en la cabeza o se la han golpeado a sí mismos más de alguna vez. Todo esto es normal que suceda. Lo que no puede resultar normal -y además es desaconsejable y arriesgado-, es que los padres no tomen precauciones para reducir el peligro físico que corren sus pequeños e ignoren qué medidas deben tomar ante los traumatismos en la cabeza, que son “normales” y la mayoría de las veces sin consecuencias importantes, pero no por ello exentos de riesgos.

¿CÓMO PREVENIR? Lo principal es enseñarle a los pequeños aquello qué está permitido hacer y aquello que no, así como los peligros que conllevan ciertas actividades. Ahora, de manera más específica, prevenir con elementos como el casco cuando realicen algún juego o actividad deportiva (como andar en bicicleta, patineta, o sobre patines). Ésta es una medida tan sencilla como elemental para evitar golpes. Sépalo: 1 de cada 5 niños que llegan a la urgencia pediátrica lo hacen por golpes en el cráneo. Tal como indicamos, la mayoría de estas lesiones son leves, porque los huesos del cráneo proporcionan una protección considerable al cerebro que hay en su interior. Los síntomas del golpe también son menores y generalmente desaparecen por sí solos. No obstante, más de medio millón de traumatismos craneales al año son lo suficientemente severos como para requerir una hospitalización y un tratamiento médico urgentes, por lo que aprender a reconocer un traumatismo craneal grave y administrar los primeros auxilios básicos puede marcar la diferencia entre salvar la vida de una persona o no.

¿GOLPE EN LA CABEZA? ¡ACTÚE RÁPIDO! Cuando un niño (o una persona de cualquier edad) se golpea la cabeza, lo primero es asegurarse de que el golpe no tendrá consecuencias graves o fatales. Para ello, se deben realizar cierta acciones, aunque el niño no presente síntomas, no haya quedado inconsciente e, incluso, si parece estar bien inicialmente. Preste atención a estas recomendaciones: • Es imprescindible permanecer con el niño que se ha golpeado, no dejarlo solo, o al menos asegurarse de que siempre haya alguien presente, cuidándolo y observando sus cambios de comportamiento. • En caso de que el niño presente señales de sueño, se ponga irritable, algo mareado, repita cosas o tenga dificultades para caminar o hablar, se recomienda llevarlo inmediatamente a un servicio médico de Urgencia, para que evalúen su situación. • Si el niño deja de llorar antes de 15 minutos después del gol-

10

pe, tiene buen color, no vomita ni tiene otros síntomas, es poco probable que se haya producido una lesión importante. Hay que permitirle reanudar su vida normal, pero observándolo un poco más, durante al menos 24 horas. • En un niño pequeño, una caída de altura del doble de su porte (por ejemplo, caerse del carro de supermercado) supone un impacto significativo y debe ser controlado. Independiente de la altura, si hay inconciencia (aturdimiento), también debe consultarse de inmediato. • Si con el golpe se produjo una herida que sangra abundantemente, hay que acudir a al servicio médico de Urgencia de inmediato. Si no hay herida, para disminuir el tamaño del posterior hematoma, bastará con apretarlo ligeramente con un trozo de hielo envuelto en una gasa o paño. Para aliviar el dolor, se pueden administrar analgésicos que el pediatra haya recomendado durante el control sano (consulte). • Un niño que sufre golpe o traumatismo de cierta magnitud, o si la forma en que se golpeó no es conocida, siempre debe ser evaluado independiente del estado post-evento. ¿CUÁNDO EMPEZAR A TENER ESPECIAL CUIDADO? Para algunos niños, el primer traumatismo de cráneo se debe a la caída de una cama, a la edad en que comienzan a darse la vuelta por sí mismos. Posteriormente, debido a su natural e ilimitada curiosidad, comienzan a explorar hasta el último rincón de la casa, por lo que serán más propensos a los accidentes. Es en este momento en que hay que tener cuidado con desniveles pronunciados y, especialmente, protecciones en escaleras y pozos o piscinas. Ya cuando empiezan a caminar, se debe tener cuidado con algunas superficies puntudas o duras que sus cabezas pueden alcanzar, como puntas de mesas, respaldos de sillas y otras cubiertas. RESUMEN SÍNTOMAS DE RIESGO Lleve al niño inmediatamente a un servicio médico de Urgencia si presenta los siguientes síntomas tras un golpe: • Quedó aturdido (inconsciente). • Vómitos repetidos, somnolencia creciente o dificultad para despertar, dolor de cabeza intenso, dolor y dificultad para mover el cuello, sensación de mareo progresivo, convulsiones, o movimientos extraños de la cara o las extremidades. • Incapacidad para moverse, disminución de la fuerza o sensación de hormigueo, alteración del comportamiento, diferencia de tamaño entre las pupilas de ambos ojos, alteraciones de la visión u “ojos “torcidos”, si habla de forma extraña, dice incoherencias o anda tambaleándose.


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

PARA TENER EN CUENTA

EL PRIMER CONTROL

ODONTOLÓGICO

¿SABÍAS QUE...?

¿HAY QUE ELEGIR UNA MOCHILA APROPIADA PARA CADA NIÑO? A

algunos niños les duele la espalda porque llevan a cuestas todos sus libros, materiales y diversos objetos personales durante todo el día. A continuación recomendaciones sobre el correcto uso de las mochilas escolares.

El peso de la mochila genera un “cambio en la marcha y en la postura”. Cuando una mochila pesada se coloca de forma incorrecta sobre los hombros, puede tirar al niño hacia atrás. Para compensar su efecto, el escolar debe inclinar hacia adelante el tronco, la cabeza y el cuello, produciéndose un aumento de la curvatura en la columna lumbar (lordosis), lo que puede hacer que la columna se contraiga de forma forzada. Poco se realiza pero es muy importante. Es súper necesario que los niños visiten al dentista (llamado “odontopediatra”) a temprana edad, para evitar cualquier problema en cada una de las etapas de su vida, incluso cuando todavía no tiene dientes.

A su vez, los niños que llevan la mochila sobre un solo hombro, pueden acabar inclinándose hacia un lado y desarrollar dolor lumbar y dorsal, forzando excesivamente los hombros y el cuello. Cabe indicar que no sólo influye el peso de la mochila, sino también la distancia que recorre el niño con ella o la posición de ésta en la espalda.

Cuando nace un niño, el equipo de recién nacidos es quien evalúa por primera vez las condiciones de su boca, para detectar malformaciones como el paladar fisurado u otras anomalías. Podríamos decir que se trata de una primera revisión de rutina. Sin embargo, hay que seguir preocupándose de la salud bucal de ahí en adelante. Es ideal que su pediatra, lo derive a una primera visita de su bebé al odontopediatra antes del año de edad (recuérdelo: si no se lo indican, plantee su inquietud). El odontopediatra le dirá a los padres qué es lo que deben hacer para realizar pautas de cuidados y mantención bucal para el bebé o niño. Lamentablemente, muchas veces el primer control odontológico es tardío, ya que se envía al niño recién a los 2 años, ¡e incluso más tarde! El problema es que si la revisión no parte antes del año, se pueden provocar algunos problemas como gingivitis, caries (llamadas “de la infancia temprana”; antes se les decía “caries del biberón”), o algunos hábitos inadecuados como succión de mamadera, chupete de entretención e interposición de objetos. De acuerdo a las pautas dictadas por nuestro Ministerio de Salud, cuando el niño tiene 4 años debe ser evaluado nuevamente en forma acuciosa, esta vez en el box dental. A esta edad, es frecuente encontrar lesiones incipientes de caries, gingivitis, alimentación inadecuada, respiración bucal o algunos hábitos dañinos para el desarrollo de dientes o maxilares. La evaluación o examen bucal debe ser según condiciones de riesgo de enfermedad de cada niño. Pero lo normal, sería realizarla cada 6 meses o menos.

RECOMENDACIONES:

¿CUÁL ES LA TAREA DE LOS PADRES?

Para elegir una mochila apropiada, los papás deben tener en cuenta estos elementos:

• Controlar con especialistas en niños desde las primeras etapas (odontopediatra). • Seguir las pautas que se entregan en el control del niño sano, y en los controles odontopediátricos. • Considerar que la higiene bucal se debe realizar desde el inicio, pues los restos de leche se descomponen en la boca, permitiendo que las bacterias se acumulen, se multipliquen y favorezcan la desmineralización de los dientes cuando éstos salgan. Se sugiere limpiar con gasa húmeda las mucosas del bebé antes de que aparezcan los dientes. • Mantener siempre la higiene bucal del bebé o niño, considerando edad, sicomotricidad, tipo de cepillo, tipo de dentífrico. • Consumir alimentos sanos, de acuerdo evolución dentaria y consistencia adecuada a la edad (por ejemplo, no darle papillas si ya pueden masticar). • Ingerir agua potable, sin edulcorantes (la mayoría de las regiones del país tienen agua fluorurada). • Usar pasta de dientes de acuerdo a indicaciones del odontopediatra (por ejemplo, el uso del flúor no es para toda edad). IMPORTANTE Los padres transmiten en forma vertical los microorganismos productores de caries y de enfermedad periodontal en forma directa e indirecta (por ejemplo, al dar besos, o al probar las comidas o la mamadera). Por lo tanto, las bocas de la mamá y del papá deben estar en perfecto estado cuando el niño nace. Para esto, los padres también deben tener controles odontológicos.

• Una mochila liviana, para que no agregue peso adicional a la carga que tenga que llevar el niño. • Dos hombreras anchas y acolchadas. • Una parte trasera acolchada, en que se apoye la espalda. • Un cinturón a la cintura, que ayude a distribuir el peso de forma más uniforme por el cuerpo. • Múltiples compartimentos, que ayudan a distribuir el peso de forma más equitativa. • No debe ser más ancha que los hombros ni ser más larga que el tronco (no debe bajar de la cintura). Para ayudar a evitar lesiones cuando un niño use la mochila, contemplar lo siguiente: • Aligerar la carga. El peso no debe superar el 10% al 15% del peso del niño. Asegurarse de que en la mochila no se lleven artículos innecesarios. Traer a casa sólo los libros necesarios. • Usar y poner correctamente la mochila utilizando las dos hombreras y apretar bien las correas para que la mochila quede pegada al cuerpo. La mochila debe reposar uniformemente en medio de la espalda en una postura simétrica y bien alineada. • Ajustar y usar la tira de la cintura para mantener la mochila pegada a la espalda. Esto ayuda a distribuir el peso de la mochila de forma uniforme. • Como cualquier objeto pesado, enseñar al niño a doblar las rodillas y agarrar la mochila con ambas manos antes de colocársela sobre los hombros. • Usar todos los compartimentos de la mochila, colocando los objetos más pesados más cerca del centro de la espalda. • La mochila debe quedar debajo de los hombros y la parte inferior debe apoyarse en la parte baja de la espalda, y nunca sobrepasar la cintura hacia abajo.

11


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

SALA DE ESPERA

PARA S PEQUE

SOPAS DE LETRAS

¡ENCUENTRA EL CAMINO!

En esta sopa de letras hemos escondido los siete días de la semana: lunes, martes, miércoles, jueves, viernes, sábado y domingo.

ENCUENTRA LAS 7 DIFERENCIAS

M A R T E S O D A

I I E T R A M O M

N S E T R B I M V

G E E R E A N I I

O T S V C D G N E

A R E I E O O G R

M A S E N U L O N

A J U R E U J E E

N T I N G A N E S

HUMOR

- Mamá, mamá, hoy casi saco un 10. - ¡Muy bien, Jaimito, pero… ¿por qué “casi”? - Porque se lo pusieron al niño que se sienta a mi lado.

- Pedro, dime una palabra que empiece con la letra M. - Cacerola. - Pero... ¿dónde tiene la cacerola la M, Pedro? - En el mango.

- Pablito, ¿cuántos corazones tenemos nosotros? - Dos. La profesora responde extrañada: - ¿Dos? - Sí, el suyo y el mío.

12


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

SALA DE ESPERA

PARA S PADRE

El objetivo es rellenar cada cuadro de 9×9 celdas dividida en subcuadros de 3×3 con las cifras del 1 al 9 partiendo de algunos números ya dispuestos en algunas de las celdas. No se debe repetir ninguna cifra en una misma fila, columna o subcuadro.

6 5 7 9 7 9 4

9

1

8 1

1

3

8 7 2 3

2 3 5

9 6 9

4

1 3 6 1 2 2 8 4

7 8 4 5

ACERTIJOS

1 2

4 7

3 5

6

El caballo de Mónica es más oscuro que el de Susana, pero más rápido y más viejo que el de Johana, que es aún más lento que el de Vanessa, que es más joven que el de Mónica, que es más viejo que el de Susana, que es más claro que el de Vanessa, aunque el de Johana es más lento y más oscuro que el de Susana. ¿Qué caballo es el más viejo, cuál es el más lento y cuál es el más claro?

1 4

5

2

7 7 8 8 4

9

9

7 6

3 5 SOLUCIÓN: El caballo de Johana es el más lento, el de Mónica el más viejo y el caballo de Susana es el más claro.

1

8

2

3 9

6

5

5

3

9

Un día, mientras los tres estaban en el living de la casa, el abuelo le preguntó a una de ellas si había pollo para cenar. La chica respondió algo que el abuelo no pudo entender. Entonces, le preguntó a la otra hermana qué había dicho la primera, a lo que ésta respondió: “Ha dicho que no hay pollo.” ¿Puedes decir tú si había o no había pollo para cenar?

2

8

1

Al abuelo no le es nada fácil distinguir a las dos hermanas gemelas, Rosa y María. Aunque físicamente son idénticas, las dos se diferencian porque Rosa nunca dice la verdad y María es incapaz de decir una mentira.

9

7

4

6

1

3 4

7 3 SOLUCIÓN: Sí, había pollo para cenar.

7

13


DIARIO MI HIJO • EDICIÓN N1 • MARZO 2014

SÚPERNIÑOS

En la música: Wolfgang Amadeus Mozart A la temprana edad de 5 años, Mozart mostró una capacidad prodigiosa en el dominio de instrumentos de teclado y violín. Siendo aún un niño, ya componía obras musicales y sus interpretaciones eran del aprecio de la aristocracia y realeza europea. A los 8 años, compuso su primera sinfonía y a los 12 una ópera, y ya a los diecisiete años, fue contratado como músico en la corte de Salzburgo. A su muerte, con tan sólo 35 años, Mozart había compuesto más de 600 obras.

Rick y Dick Hoyt

En el cine: Natalie Wood

Después de que Rick, niño con una severa parálisis cerebral, participó en una carrera solidaria, sintió como nunca que podía ser igual a los demás, y le pidió a su padre que quería participar en más carreras. Así, Dick (su padre), que no sabía nadar ni había montado en bici antes, los inscribió a ambos a un triatlón. Ahora Dick es quien pedalea y nada llevando con él a su hijo, y ambos han logrado finalizar un Ironman, una de las pruebas más duras del mundo. Una verdadera historia de amor y motivación para los demás.

Los ratoncitos descalzos de México La selección de básquetbol de niños indígenas triquis, originarios del estado sureño de Oaxaca, ha atraído las miradas tanto por sus triunfos como porque varios de sus integrantes suelen jugar descalzos en una muestra, no de extravagancia, sino de la situación de pobreza y marginación que viven en sus comunidades. El último de sus éxitos ocurrió en Argentina, país al que fueron invitados para participar en el 4to Festival Internacional de Mini. Los pequeños ganaron los seis partidos que jugaron.

Nació en 1938, y a los cuatro años comenzó su historia con el cine al ser parte de “Happy Land”. A partir de ese momento, siguió con una exitosa serie de nuevas participaciones, hasta que en 1947 saltó al éxito con “Milagro en la calle 34”. Natalie no cantaba demasiado bien, pero su talento y belleza seducían tanto a la pantalla gigante, que se convirtió en una de las pocas estrellas infantiles que lograron continuar con éxito su carrera cinematográfica. Tuvo tres nominaciones al Oscar y participó en excelentes clásicos como “Rebelde sin causa”.

Niños realizan proeza de altura para llegar al colegio Para el puñado de familias que viven 40 kilómetros al sureste de Bogotá, capital de Colombia, doce cables de acero que conectan un lado del valle con el otro, son el único acceso al mundo exterior. Los cables son el único transporte disponible para los que viven en la zona. Los agricultores utilizan las cuerdas para el transporte de mercancías desde y hacia el pueblo más cercano y, para los niños como Daisy y su hermano Jamid, de cinco años de edad, es el medio para llegar al colegio. Jamid es demasiado pequeño para montar de manera segura el cable por su cuenta, así que Daisy tiene que llevarlo con ella en una bolsa de yute, y controla su velocidad con un tenedor de madera.

14


Mi Hijo 01 / mar.2014  

Optar por una alimentación saludable

Advertisement
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you