Issuu on Google+

CRITERIOS

EL DÍA, Tenerife, domingo, 2 de marzo de 1986

El gran chanchullo RecuerdosTemasdeisleños esperanzas M

E gustan mucho los diccionarios. Por eso —-además de una magnífica colección de ellos y de cuatro grandes enciclopedias— tengo siempre, a mano izquierda de mi mesa de trabajo, el «Diccionario de la Lengua Española» de la Real Academia. Los diccionarios son extraordinariamente divertidos y entretenidos, aparte de enseñarnos a conocer muchas cosas que uno no sabe. Son mucho más divertidos, por supuesto, que los carnavales canarios, sobre los cuales se han hecho, dicho y escrito en los últimos meses en las islas tantísima bobada -—y las que quedan aún— y que culminaron en esta semana en el programa «Tamarco» de la televisión canaria, donde se dijo —lo tuvo que leer la pobre mujer poniéndose un poco colorada— que los carnavales eran; «Una manifestación de la Libertad, —y repitió— de la Libertad, —y apriétense los machos— ¡de la Cultura!» Así, por las buenas. Pero, a lo que iba. En el Diccionario de la Real Academia Española aparece la palabra «chanchullo» —que procede de la palacha «chancha» que significa embuste, mentira, engaño--. Esa palabra «chanchullo» significa, en consecuencia: «Manejo ilícito para conseguir un fin, y especialmente para lucrarse». Y en el «Diccionario Ideológico» de Casares, significa: «Intriga poco decorosa para conseguir un fin, y especialmente para lucrarse». Manejo es maquinación, intriga. Y lo ilícito es lo no permitido legal ni moralmeníe; y es sinónimo de poco decoroso, prohibido, indebido, malo, inmundo, ilegal, injusto, clandestino, condenable, proscribible, en entredicho, vedado, indefendible, de contrabando, etc., etc. Pues bien, el referéndum que el Gobierno se ha sacado de la manga, a celebrar el próximo 12 de marzo es precisamente un gran chanchullo; esto es, un manejo, una maquinación, una intriga poco decorosa, de contrabando, condenable y otras cosas, por la sencilla razón de estar lleno de embustes, mentiras y engaños, primero para conseguir el fin que sus correligionarios les sigan aplaudiendo —aun pretendiendo ahora lo contrario de lo que les prometieron hace cuatro años— y que, además, les voten otra vez en las próximas elecciones. Y, naturalmente, lucrarse de muchas maneras —y seguirse lucrando— perqué, poniendo como cabeza al Sr. Presidente del Gobierno, no es poco lucro económico el ganar más de ocho millones al año, con todos los gastos, ¡y qué gastos!, pagados, más 90 millones para gastos reservados y un milloncejo más para «gastos extraordinarios», a costa de los «panolis todos». El primer engaño, la primera gran mentira, es lo de la «Alianza Atlántica». Señores lectores, la «Alianza Atlántica» no existe. Ni ha existido nunca. Lo único que existe es la NATO; es decir, la «Organización» del «North Atlantic Treaty», o la «North Atlantic Treaty Organization»; esto es, la NATO, cuya traducción al español es la Organización del Tratado del Atlántico Norte, o sea la OTAN. Ni la palabra «alliance», ni la palabra «league» aparecen ni una sola vez, ni en el preámbulo, ni en ninguno de los 14 artículos de Tratado. Por eso, la pregunta del referéndum de si se considera o no, en interés de España, el permanecer en la Alianza Atlántica es un engaño, porque la Alianza Atlántica no existe, y donde está España actualmente es en la NATO, en la OTAN, al haberse adherido al tratado del Atlántico Norte, que yo sepa el 30 de mayo de 1982 como miembro número 16. Felipe González ha tenido el pasado lunes la «dureza facial» en una rueda de prensa —en la r^-nf^-t-nt-t ríírt

\i nt->n-n-nf^.n

«-• j-i w. i 1

Presidente del Macarena Club de Fútbol— él había dicho «que la voluntad del Gobierno era la de permanecer en la Alianza Atlántica» —entidad inexistente y más bien fantástica—. Desgraciadamente para él, los magnetófonos, los «cassettes», y los vídeos sí que existen, como quedó de manifiesto en la demoledora intervención del grupo Centrista en la televisión el pasado viernes por la noche, en la que se reproducían las palabras grabadas de Felipe González —y en tono bien airado por cierto— contra la OTAN y frente a la entrada en ella. El intento de confundir al pueblo español con lo de la Alianza Atlántica, como algo diferente a la OTAN, es el primer chanchullo. Otro chanchullo es el querer estar a las maduras de la CEE, y no estar a las duras de la OTAN. El referéndum, convocado después de haberse conseguido, tras más de veinte años de negociaciones, el ingreso en la CEE, es propio si no de un país, sí de un gobierno cuyo calificativo adecuado da vergüenza decirlo, no por ellos, sino por el país al que dicen representar. Y no es de extrañar, sino muy lógico, el disgusto manifestado clara y repetidamente por las autoridades alemanas ante el Rey Don }uan Calos en su reciente viaje a Alemania Federal, el país que con más buena voluntad y ahínco apoyó nuestra entrada en la CEE. Otro chanchullo del Presidente del Gobierno ha sido lo expresado el lunes en la conferencia de prensa cuando dijo: «Se opta entre permanecer como estamos, o salir —de la OTAN— y mantener la relación bilateral con los Estados Unidos». Lo que no dijo el Presidente es que, si salimos de la OTAN —nada del camelo de la Alianza Atlántica—, los que no saldrán de ninguna manera de las bases que tienen en España serán los yankees* y ni siquiera se podrá pensar en reducir su presencia militar en nuestro país. Y, si nos quedamos en la OTAN, las bases que tienen ahora los yankees aquí —y se logra que digan ellos que se van o reducen sus fuerzas en ellas—, tales bases pasarán entonces a la OTAN; es decir, a los yankees otra vez. Yo no entiendo cómo haya gente que se ha olvidado que la II Guerra Mundial fue gana-

da por los aliados frente a los alemanes, los italianos y japoneses por obra y gracia de los norteamericanos. No me explico tampoco cómo la gente de nuestro país se ha olvidado también que Europa —incluido los países del ahora llamado Pacto de Varsovia— no sólo se liberó de Hitler y su taifa por obra de los americanos, sino que la Europa destruida por la guerra recibió luego la ayuda norteamericana del Plan Marshall que la permitió levantarse de sus ruinas en poquísimo tiempo. La gente también se olvida que Norteamérica sigue siendo aún el país más poderoso del mundo —véase los recientes casos de Duvalier y de Marcos—, y que tiene todavía esa doble factura en sus manos, como es lógico que la tenga. Podría seguir hablando del otro chanchullo que mi compañero —de profesión solamente, claro— el Sr. Medina Ortega ha organizado con lo de la «neutralidad» cara si estamos fuera de la camelística Alianza Atlántica, y el ejército español baratíto si estamos en ella, la inexistente. También de la «neutralidad» de los que quieren salir de la OTAN. Para los «neutralistas» sólo decirles una cosa. La neutralidad no depende del que quiere ser neutral, sino de que a los fuertes les interese y, sobre todo, les compense o no respetar esa neutralidad. Y debe tenerse muy en cuenta que España desde hace tiempo dejó, primero, de ser una superpotencia, y luego de ser una potencia, para convertirse más bien en una simple impoten cía. mal que nos pese. 6

informes comerciales. Pruebas para juristas. Búsqueda de personas, de objetos. Separaciones matrimoniales. Vigilancia. Aportación de pruebas en bajas fingidas Teléfono 258*553

Documentos Revistas Planos

C

José María Hernández Rubio

Para todos los ASTIGMATISMOS nueva LENTILLA BLANDA VA —Tan finas y suaves como una gota de agua. —Atenciones muy especiales. — Infórmese sin compromiso.

BORGES ÓPTICO

Detective «ANDREU» Autorización Dirección General de la Policía, núm. 102

UANDO se trabaja en la remodelación de la plaza de la Candelaria —antes del Castillo, Real y y de la Constitución— nos llega un libro, «Retazos históricos», que don Pedro Tarquis Rodríguez escribió, como otros muchos, con su mano y su corazón. Maestro de dignidad, de realidad, de elevación de espíritu, el señor Tarquis Rodríguez plasmó en sus libros toda la isla de Tenerife con su buena historia y toda su paz casera y dormida. Sobre esta plaza centenaria en que de nuevo resuena el canto del trabajo bajo la alegre claridad de la mar cercana, don Pedro Tarquis escribió: «Esta plaza sigue siendo de las principales de Santa Cruz de Tenerife, no obstante las que se hicieron en el XIX y en el XX, como las del Príncipe Alfonso y Weyler. No figura en el plano que formó en 1588 el ingeniero Leonardo Torriani, como vimos al hablar de este plano. Probablemente en los últimos años del XVI continuó igual. Comenzó a tomar forma en el XVII al mismo tiempo que la calle del Castillo». Como siempre, la vieja y muy querida plaza —despejada, abierta al viento alto y libre de la mar— sigue siendo, con la Alameda y la de España, el verdadero pórtico de Santa Cruz, de la Isla toda. En los antiguos documentos gráficos nos llega la plaza hermanada con el castillo de San Cristóbal, la antigua Comandancia de Marina, el arranque de la calle de La Caleta —que recibió tal nombre por estar cerca el desembarcadero de la caleta de Blas Díaz— y el también centenario edificio de la

Pérez Caldos, 20-1° Ex. (Frente a La Garriga) Tfno: 245656. Santa Cruz.

HENRY-COLOMER HENRY I COLOMERj

ENSEÑANZA HOMOLOGADA aprende una profesión de futuro:

PELUQUERÍA

TENERIFE HELIODORO RODRÍGUEZ, 12 TEL. 22 95 91

LAS PALMAS GABRIEL ARACELI, 6 TEL. 37 04 77

ABIERTA MATRICULA CURSO ABRIL

Real Aduana. Con el monu- trabajo, siempre buen hacer. Lo que puede vivirse y somento a la Candelaria, nobles casonas de historiados aleros ñarse en unas horas está en la —por allí nacieron O'Donell y antigua plaza de la Candelaria Teobaldo Power— y esa piedra —antes del Castillo, Real y de verdaderamente eterna del pa- la Constitución— que, lejos ya la queja azul de la mar, añora lacio de Carta. Años pasaron y reformas vi- los tiempos en que, muy cerca, nieron —actualmente, otra se tenía olas ardiendo de blancuinicia— pero, como siempre, la ra y la estampa recia y bélica antigua plaza tiene y bien del castillo de San Cristóbal. Ya han desaparecido las camantiene todo un ensueño de lejana infancia, a cuando el do- sonas con patios que eran verlor aún no había entrado en daderos corazones de sol, panuestros corazones. Abajo, la tios que nos vuelven con evoplaza tenía dos azules —el del caciones fecundas —de las que cielo y el del océano— y el vienen envueltas en poesía tranvía trinaba por las esqui- viva— cuanto contemplamos nas; cerca, humo negro de va- algunos de los muy pocos que pores, blancura de velas que quedan eri la ciudad. Pero, daban gualdrapazos y, por la pese a todo, allí hay algo del Alameda de Branciforte, som- alma blanca y fresca de la inbra fresca y verde de laureles fancia de Santa Cruz, la ciudad que nació cerca de las rocas sode Indias. De aquellos tiempos quedan las, rocas chorreantes, manel olor y el temblor en la me- chadas por la nieve blanca de moria, todo un dolor de cora- la sal. Bajo las noches de mil somzones rotos, La plaza es como un símbolo de la ciudad que bras —bajo cielo parado y lebien comprendió que ser no es janía— en el eco de la prosa de sino querer ser y, por tanto, fue, don Pedro Tarquis nos vienen es y siempre será, Santa Cruz, añoranzas de tiempos que paen su historia de siglos no ha saron, de las que nos llegan hecho otra cosa que dar inten- con recuerdos de esperanzas. • Juan A. Padrón Albornoz sidad, efectividad, a su buen

Colegio Nacional de Ópticos Ante las numerosas quejas presentadas en este Colegio contra una persona o personas que, presentándose en ciertos organismos públicos y otros centros de trabajo y enseñanza, pretende hacer un control visual remitiendo a continuación a los posibles usuarios de gafas u otras prótesis de contacto a una óptica determinada en la que se ofrecen PRECIOS ESPECIALES y otros tipos de descuentos, hemos de hacer saber que: 1.— Tal individuo, que se presenta como óptico, no está autorizado por este Colegio para hacer esos controles. 2.— Por tratarse de una acción dicotómica e interesada cualquier juicio expresado por este individuo es de valor altamente sospechoso. 3,— Este Colegio, interesado en que cualquier usuario de gafas y otras prótesis de óptica sea atendido con los excelentes materiales que hoy existen, persigue y prohibe cualquier tipo de descuento sistematice que es práctica utilizada en las ópticas peor cualificadas. Ante cualquier situación anormal en la que pudiera estar implicada cualquier persona que se presente cerno óptico diplomado este Colegio ruega se le solicite la comprobación oportuna. EL PRESIDENTE DEL COLEGIO PROVINCIAL DE ÓPTICOS

¿Que hace la pequeña fotocopiadora SAN YO 600 en su hogar? Recetas Modas Duplicados

* Ahorra diñero: ^j^fr por copia contra 6,5 de otros marcas * Garantía, 2,5 años * Comodidad y 24 horas de servicio * Modicoprecio

155.000 Pts.

* Mantenimiento sencillo * Super-portátil 17 kg

_

SOLICÍTENOS MAYOR INFORMACIÓN


RECUERDOS DE ESPERANZAS