Page 1

Música y músicos de Latinoamérica y el mundo

TRÍO DE IDA Y VUELTA, agrupación de música colombiana (Colombia) Sábado 13 de octubre de 2012 • 6:00 p.m. Bogotá, Sala de Conciertos Biblioteca Luis Ángel Arango


TOME NOTA •

Los conciertos iniciarán exactamente a la hora indicada en los avisos de prensa y en el programa de mano. Llegar con media hora de antelación le permitirá ingresar al concierto con tranquilidad y disfrutarlo en su totalidad.

Si al momento de llegar al concierto éste ya ha iniciado, el personal del auditorio le indicará el momento adecuado para ingresar a la sala de acuerdo con las recomendaciones dadas por los artistas que están en escena.

Agradecemos se abstenga de consumir comidas y bebidas, o fumar durante el concierto, con el fin de garantizar un ambiente adecuado tanto para el público como para los artistas.

Durante el transcurso del concierto por favor mantenga apagados sus equipos electrónicos, incluyendo teléfonos celulares, buscapersonas y alarmas de reloj. Esto ayuda a crear un ambiente propicio para disfrutar la música.

Por respeto a los derechos de autor de los compositores e intérpretes, no está permitido realizar grabaciones de audio o video ni tomar fotografías durante el concierto.

AGRADECIMIENTOS La Temporada Nacional de Conciertos Banco de la República 2012 cuenta con el apoyo y colaboración de Alianza Colombo-Francesa Ciudad de Lyon Embajada de Francia en Colombia Embajada de Suiza en Colombia Embajada de la República de Turquía en Colombia Festival de Música Religiosa de Popayán Fondo Cultural Suizo Fundación Amigos del Silencio Fundación Artephila Institut français Pontificia Universidad Javeriana Schola Cantorum Basiliensis Universidad Central


Samuel Ibarra, guitarra y flauta dulce; Diego Germán Gómez, bandola y bandola bajo, y Julián Solano, tiple.

Samuel Ibarra, Julián Solano y Diego Germán Gómez crecieron y se criaron en Ginebra (Valle del Cauca) sede del Festival Mono Núñez. En su formación se evidencia el eco que deja el festival en el espíritu de la Escuela de Música de Ginebra, de la cual son egresados. Trío de ida y vuelta presenta una propuesta que se mueve entre elementos contemporáneos sin abandonar la expresividad que se suele encontrar en la música andina, en un marco interpretativo que lo lleva a explorar dos tipos de formatos instrumentales: el clásico de tiple-guitarra-bandola y el de bandola bajo-tiple-flauta dulce. Ha participado en el Festival Mono Núñez en 2006 y 2007, donde obtuvo el tercer y segundo lugar respectivamente, en la modalidad obra inédita instrumental con composiciones de Samuel Ibarra Conde, y en 2008 el segundo lugar con una obra del maestro Diego Estrada Montoya; ese año esta misma obra fue premiada por el Ministerio del Cultura. El trío fue el ganador del Gran Premio Mono Núñez Instrumental de 2011 y participó en octubre de ese año en el festival Sonamos

1


Latinoamérica en Santa Fe (Argentina). En 2012 ha participado en el festival de Cosquín (Argentina) y en París donde fueron a tocar en los Rencontres Internationales de la Guitare de Anthony, con conciertos aclamados tanto por el público como por la crítica especializada. El Trío de ida y vuelta llegó al 38° Mono Núñez con su segunda producción fonográfica, Danzas de ida. Este disco recoge el repertorio andino instrumental interpretado por el trío durante un intenso periodo de viajes y conciertos -obras de Luis A. Calvo, Álvaro Romero y Luis Uribe Bueno- que evoca la gran música de salón Europea. Danzas de ida incluye también obras de Ibarra y Gómez quienes en ellas extienden sus alas en dirección a las corrientes contemporáneas de la música andina. Por medio de su trabajo, los jóvenes integrantes del Trío de ida y vuelta, a la orilla del siglo XXI adecúan las músicas locales del género andino para internacionalizarlas y llevarlas a diferentes espacios estéticos.

2


PROGRAMA Secretos Vals

Suite de pasillos sintéticos Sombrío Umbra Orto Brillante

Blanquita

Pasillo

Estudio No. 1 para trío típico

Estreno

LUIS A. CALVO (1882-1945) SAMUEL IBARRA (n. 1987)

LUIS A. CALVO SAMUEL IBARRA

Pequeñita

Bambuco

Corazonada Pasillo

LUIS URIBE BUENO (1916-2000)

INTERMEDIO Bodas de oro Pasillo

Airesecando

Pasillo

ÁLVARO ROMERO SÁNCHEZ (1909-1999) SAMUEL IBARRA

Tres danzas de ida Palatíco - Pasillo Danzí - danza Logia - Bambuco

El cucarrón Pasillo

LUIS URIBE BUENO

Sentimiento motilón

Bambuco

CONCIERTO No. 72

3


NOTAS AL PROGRAMA Por Manuel Bernal Martínez En 2010, en la primera ocasión en que elaboré la reseña al trío que hoy nos acompaña, terminé mis notas afirmando lo siguiente:

4

Realmente vale la pena escuchar a este Trío de ida y vuelta, porque tiene una propuesta sólida en el tratamiento del repertorio, por la posibilidad de escuchar tanto nueva música para los formatos como repertorio no original cuidadosamente escogido (ellos hablan de “todo lo valioso que está un poco escondido en los discos viejos”), porque aporta elementos melódicos, armónicos y contrapuntísticos con un acertado criterio de pertinencia al género, porque le apuntan al futuro con el profundo conocimiento y manejo del pasado y el presente.

En aquel momento empezaban a mostrarse, y vaya que han seguido haciéndolo con éxito; casi dos años después, ya los encontramos ganadores del más prestigioso concurso regional, y con valiosas giras por Colombia y el exterior, mostrando otra de las posibles facetas de la música andina. Además de mantener y continuar la propuesta antes descrita, persisten en el formato -poco usual- dos posibles tríos: el decantado históricamente de tiple-guitarra-bandola y el que los hace únicos de flautas de pico, tiple y bandola bajo. Por supuesto, el tono de su conversación ha cambiado en la medida en que ven su proyecto artístico “cada vez con más solidez” y se sienten “más seguros del camino, construyendo el sonido propio del trío […] al poder consolidar un repertorio original”. A través de una de las becas de circulación internacional que otorga el Ministerio de Cultura, lograron desarrollar una gira de cuatro conciertos en Argentina a finales de 2011. En enero de 2012 volvieron al país austral para interpretar su música en el escenario Atahualpa Yupanqui, del famoso Festival de Cosquin. “La música que hacemos es muy bien recibida” señalan, e inmediatamente comentan que es precisamente por el carácter prácticamente único de la música andina colombiana urbana, si la comparamos con otras prácticas musicales en América Latina y probablemente en el mundo, por “esa mitad de camino” entre sonoridades populares y académicas. Estas


características que tanto llaman la atención de los extranjeros, entre las que frecuentemente se mencionan la calidad del ensamble, las combinaciones tímbricas de los instrumentos, el sonido del tiple, el lenguaje de los arreglos y obras originales, son paradójicamente las que no se aprecian a nivel local, donde a veces parecemos empeñados en lograr y valorar más la forma de presentación de la música y del músico que el contenido mismo de ambos. Por invitación viajaron al Concurso de guitarra de Villa de Antoni, cerca de París, y retornaron con la misma sensación, pero con otros convencimientos. “Fue con un público mayormente académico y con grandes maestros de la guitarra en Francia y en Europa [...] ¡Tenemos fotografías tocando y alternando con Roland Dyens!”. La aceptación del grupo y de su música fue muy buena, y los comentarios aún más importantes, por la importancia de quienes los emitieron. Están ahora con

el convencimiento de que no es tan necesario ir a Europa a estudiar […] las cosas buenas en la música están pasando en América Latina […] hay mucho interés en la música latinoamericana poco conocida, de países distintos a México, Venezuela, Argentina y Brasil.

Concluyen que “hay que abrirse a la música del mundo pero primero hay que hacer la tarea acá”, refiriéndose a que tiene más sentido entrar a la globalización de la música con sólidos discursos locales que mimetizándose en las sonoridades de géneros transnacionales. Para los integrantes del trío, el maestro de origen santandereano, pero antioqueño por adopción, Luis Uribe Bueno (1917-2000) es un referente de suma importancia, tanto que su obra está presente en todos sus conciertos y en las dos producciones discográficas que han dado a luz. Uribe, que fue un activo y polifacético compositor, instrumentista, docente y gestor cultural, fue también corresponsable de la continuidad de la música andina en la industria discográfica de Medellín, cuando las representaciones ideológicas de la identidad nacional comenzaban su inexorable migración hacia los géneros del Caribe colombiano. Uribe también fue contrabajista y arreglista de la orquesta de Lucho Bermúdez, así como de

5


las más importantes orquestas radiales en Medellín y Bogotá. Escucharemos tres obras que, casi podría decirse, nos muestran etapas distintas en la composición de Uribe Bueno. El pasillo Corazonada está mucho más relacionado con los desarrollos comunes del género en las décadas centrales del siglo pasado, con sus tres secciones contrastantes claramente determinadas y pocos elementos de ruptura.

6

El cucarrón es un pasillo muy famoso por diversas razones: entre ellas, el haber sido declarado ganador en la modalidad de pasillo en el concurso que organizó Fabricato en 1948, en una espectacular versión original que explotaba a cabalidad las posibilidades de la orquesta de La Voz de Antioquia, dirigida por Pietro Mascheroni. La versión que escucharemos es una reelaboración de la que presentó el solista de flauta bugueño, Hernando José Cobo -maestro de Ibarra y, de alguna manera, mentor del trío- en 1991, en el Festival Mono Núñez. Por otra parte Sentimiento motilón es un bambuco extraño, incluso para lo rara que es la obra en conjunto de su compositor: dura casi siete minutos; está lleno de cortes abruptos y cadencias en ritardando; de efectos sonoros entre los instrumentos; de progresiones casi puestas al azar o buscando más el efecto que la consistencia formal; prácticamente no se encuentra una frase continua de más de cuatro compases; hay una sección a la manera de guabina con carácter “indígena”, como era entendido en su época el uso del pentatonismo en contextos tonales… en fin. Es una obra abigarrada y llena de propuestas, todas jugando simultáneamente. Otro clásico local es el pianista y compositor Luis Antonio Calvo (1882-1945), con su exquisita sensibilidad melódica y con el conocimiento que le proporcionó su fugaz paso por la Academia Nacional de Música y el estudio cuidadoso de muchas partituras de diferentes tradiciones musicales. Secretos es un vals en el mejor estilo de la época, concebido como una tanda de temas contrastantes entre lo íntimo y lo brillante. El arreglo interpretado parece ser de Uribe Bueno -por la caligrafía musical-, y les fue obsequiado por el recientemente fallecido e insigne bandolista Diego Estrada Montoya. Por su parte, Blanquita en arreglo de


Samuel Ibarra, es lo que llegó a denominarse un pasillo de concierto, que, entre otras cosas, sigue en líneas generales el planteamiento de la tanda de valses ya ilustrada, cuya denominación lo saca del espacio del baile, en ese proceso de academicismo tan mencionado. A propósito de la sensibilidad melódica, pocos como el guitarrista Álvaro Romero Sánchez (1909-1999), quien en su extensa carrera desarrolló un estilo personal de composición e interpretación refinado y cuidadoso. Bodas de oro, que apareció en el LP titulado El sueño de un artista, es uno de sus pasillos menos interpretados y de exquisita factura, que el trío nos presenta enriquecido en el arreglo con solos instrumentales, momentos en dueto y bloques de efectos tímbricos que aportan mucho, sin hacerle perder su carácter. Escuchen con cuidado y gócense la melodía de la tercera sección, ¡qué cosa tan bella! Una de las fortalezas del Trío de ida y vuelta es tener entre sus integrantes a un compositor sensible y conocedor de la tradición, como lo es Samuel Ibarra Conde (n. 1987). Su estilo es muy equilibrado, y aunque superficialmente pareciera un tanto anacrónico, especialmente comparado con las sonoridades “modernizantes” y recargadas, tan de moda en la actualidad, encontramos algo fundamental: compone exquisitas melodías y no las hace depender de la armonía; que bueno es encontrarse con música que no se construye a punta de “módulos modulantes”, valga la redundancia. Algo que caracteriza su producción actual es la preocupación por escribir para los conjuntos en los que toca o para los que enseña en la escuela musical y vital que tiene la Fundación Canto por la Vida en el municipio de Ginebra (Valle); se trata de “que la música suene y no que quede guardada por ahí”. Es por ello que hace la versión para trío de su Suite de pasillos sintéticos, que son originales para piano, pero, como “no soy tan buen pianista y nunca alguien iba a hacerlos sonar”, los trae acertadamente al color del trío. Las Tres danzas de ida se compusieron para su segunda producción discográfica, y al escucharlas solamente queda

7


esperar que las danzas de vuelta las igualen en logros y hallazgos. El bambuco Pequeñita es una verdadera joya dedicada a Dalia -su mamá-, persona de radical importancia, por su doble rol de madre y maestra de música. Esta obra se pliega a la relativamente reciente aparición del bambuco lento y romántico en el mejor estilo de compositores contemporáneos como Germán Darío Pérez. El virtuosismo expresivo en las flautas vuelve a aparecer en el pasillo Airesecando, también lento y sugerente en su comienzo para enrumbarse luego en secciones un poco más rápidas, que nunca llegan al vértigo de cierto virtuosismo hasta el punto de convertirse en mera pirotecnia.

8

De su Estudio No. 1 para trío andino colombiano, que se estrena esta noche, no podemos anotar algo distinto a que es el comienzo de una serie de estudios para trío, que el compositor tiene en mente. La sorpresa será para todos nosotros. Referencias Trío de Ida y Vuelta. (2010) Pasillisco (CD). Trío de Ida y Vuelta. (2012) Danzas de ida (CD).


Música y músicos de

Latinoamérica y el mundo

REVOVECO (Colombia / Venezuela) Sábado 10 de noviembre de 2012 • 6:00 p.m. Bogotá, Sala de Conciertos Biblioteca Luis Ángel Arango Recoveco presenta un amplio repertorio instrumental y vocal de música tradicional evolutiva, buscando siempre con sutileza la perfecta armonía entre la sensualidad y el lirismo de la música latinoamericana. Su música es el encuentro del virtuosismo académico con la improvisación y la espontaneidad. PROGRAMA C. SOTO: La patrona. L. DE FREITAS: Cabo Pitanga. G. D. PÉREZ: Recovequeros. J. DO BANDOLIM: El vuelo de la mosca. M. YÁNEZ: Viajera del río. L. CARDONA: Gloria Beatriz. H. PASCOAL: Chorinho pra ele. R. SANDOVAL: Ay profe; Rutinas; Qué molleja. Y. COSTA: Meiga. R. GALLIANO: Fou rire. Á. PIAZZOLA: Oblivion. A. ROMERO: Flor de romero / Los doce. F. GONZÁLEZ: Lily. P. DE LUCÍA: Zyryab. C. VALDÉS: Las margaritas. TRADICIONAL VENEZUELA: Pajarillo.


Los conciertos realizados en la Sala de Conciertos de la Biblioteca Luis Ángel Arango están autorizados por la Dirección Administrativa de la Secretaría de Gobierno de Bogotá, mediante la Resolución 027 del 10 de febrero de 2012

Trío de ida y vuelta (Colombia)  

Ganador del Gran Premio Mono Núñez 2011 en la categoría instrumental, este trío busca difundir y renovar la música andina colombiana innovan...