Page 1

Soledad

privilegio de Dios omnipotente en previsión de los méritos de Cristo Jesús, Salvador del género humano, preservada inmune de toda mancha de culpa original, ha sido revelada por Dios, por tanto, debe ser firme y constantemente creída por todos los fieles”. “Diecinueve siglos después de que el Verbo de Dios se hizo carne y habitó entre nosotros, María, hoy en la advocación de los Dolores, por revelación divina, se declara el Dogma de la Inmaculada Concepción, porque María es la Madre del Salvador, y fue dotada por Dios con dones a la medida de una misión tan importante” (LG56). El ángel Gabriel en el momento de la anunciación la saluda como “llena de gracia” (Lc. 1, 28). María fue preservada inmune de toda mancha de pecado original desde el primer instante de su concepción. María, María de los Dolores, nuestra única esperanza, que nos trae la gracia divina todos los Viernes Santo, gracia salvadora de la Pascua porque “dichoso el hombre que, acercándose a Ti, María, está seguro de que va a crecer”. Allí, detrás de Ti, Señora, conforme avanzas en la noche melancólica del Viernes Santo, dejas al fondo la Catedral y el Santuario de Nuestra Señora del Mar, tras las preces de ritual a la Reina Coronada del Cielo, Purísima María, Madre Inmaculada, Virgen del Mar, Salve Madre, en la tierra de tus amores, te saludan los cantos que alza el amor, Reina de nuestra almas, flor de las flores. Ella es, excelsa Patrona, la que cada día recoge los buenos propósitos de los almerienses, la que diariamente recibe a sus hijos queridos, y es nuestro paño de lágrimas y abogada de nuestras necesidades y aflicciones. El nombre de María, Mar de Amargura en el camino del Calvario dolorosa, es para nosotros más bello que la aurora, tiene música y cadencia, ritmo y armonía. Encierra por ello el perfume de la flor, la blancura de la azucena y la dulzura de la miel. No hay nombre como su nombre. Virgen de los Dolores, que siempre y por siempre, perpetuamente fuisteis Virgen, antes, durante y después del parto. "Ella es la Virgen que concebirá y dará a luz un Hijo cuyo nombre será Emanuel" - Dios con nosotros - (Cf. Is., 7, 14; Miq., 5, 2-3; Mt., 1, 22-23) (Const. Dogmática Lumen Gentium, 55 - Conc. Vaticano II). "La profundización de la fe en la maternidad virginal ha llevado a la Iglesia a confesar la virginidad real y perpetua de María incluso en el parto del Hijo de Dios hecho hombre. En efecto, el nacimiento de Cristo "lejos de disminuir consagró la integridad virginal" de su madre. La liturgia de la Iglesia celebra a María como la 'Aeiparthenos', la 'siempre-virgen'." (499 Catecismo de la Iglesia Católica). Almería, el Viernes Santo es una Letanía del Amor y del Dolor. Tú Virgen de los Dolores, Reina del Mayor Dolor y Traspaso, Almería te aclama entera cuando en la madrugada austera del Viernes Santo, entre saetas y plegarias, te acompañan los fieles para poner el broche final a la Semana Santa Almeriense. Antes de tu llegada a tu


Soledad

Templo, un regreso sereno, un encuentro con el Señor Yacente en la Iglesia de San Pedro. Almería queda enmudecida. Mirad sí hay dolor semejante al suyo. Escucha nuestras súplicas, aunque tu Dolor no tenga comparación con el nuestro, y es esperanza y causa de nuestra alegría. Virgen de los Dolores, Madre de Dios y de la Iglesia, que fuiste elevada en cuerpo y alma a la gloria celestial. "Después de elevar a Dios muchas y reiteradas preces y de invocar la luz del Espíritu de la Verdad, para gloria de Dios omnipotente, que otorgó a la Virgen María su peculiar benevolencia; para honor de su Hijo, Rey inmortal de los siglos y vencedor del pecado y de la muerte; para aumentar la gloria de la misma augusta Madre y para gozo y alegría de toda la Iglesia, con la autoridad de nuestro Señor Jesucristo, de los bienaventurados apóstoles Pedro y Pablo y con la nuestra, pronunciamos, declaramos y definimos ser dogma divinamente revelado que La Inmaculada Madre de Dios y siempre Virgen María, terminado el curso de su vida terrenal, fue asunta en cuerpo y alma a la gloria del cielo". Ahora bien, ¿por qué es importante que los católicos recordemos y profundicemos en el Dogma de la Asunción de la Santísima Virgen María al Cielo? El Nuevo Catecismo de la Iglesia Católica responde a este interrogante: "La Asunción de la Santísima Virgen constituye una participación singular en la Resurrección de su Hijo y una anticipación de la resurrección de los demás cristianos”. La importancia de la Asunción para nosotros, hombres y mujeres de comienzos del Tercer Milenio de la Era Cristiana, radica en la relación entre la Resurrección de Cristo y la nuestra. La presencia de María, mujer de nuestra raza, ser humano como nosotros, que se halla en cuerpo y alma ya glorificada en el Cielo, es una anticipación de nuestra propia resurrección. Y el Papa Juan Pablo II, en una de sus Catequesis sobre la Asunción, explica esto mismo en los siguientes términos: "El dogma de la Asunción afirma que el cuerpo de María fue glorificado después de su muerte. En efecto, mientras para los demás hombres la resurrección de los cuerpos tendrá lugar al fin del mundo, para María la glorificación de su cuerpo se anticipó por singular privilegio" (JP II, 2-julio-97). Mucho bien haría a muchos cristianos oír y leer más sobre este misterio de la Asunción de María, el cual nos atañe tan directamente. ¿Por qué se ha logrado colar la creencia en el mito pagano de la re-encarnación entre nosotros? Si pensamos bien, estas ideas extrañas a nuestra fe cristiana se han ido metiendo en la medida que hemos dejado de pensar, de predicar y de recordar los misterios, que como el de la Asunción, tienen que ver con la otra vida, con la escatología, con las realidades últimas del ser humano. El misterio de la Asunción de la Santísima Virgen María al Cielo nos invita a hacer una pausa en la agitada vida que llevamos para reflexionar sobre el sentido de nuestra vida aquí en la tierra, sobre nuestro fin último: la Vida Eterna, junto con la Santísima Trinidad, la


Soledad

Santísima Virgen María y los Ángeles y Santos del Cielo. El saber que María ya está en el Cielo gloriosa en cuerpo y alma, como se nos ha prometido a aquéllos que hagamos la Voluntad de Dios, nos renueva la esperanza en nuestra futura inmortalidad y felicidad perfecta para siempre. María, la Madre Buena Era la hora nona (Mt 27, 45): poco más o menos las tres de la tarde, cuando crucificaron a Jesús en medio de dos bandidos. María estaba allí, en la cima del Calvario, presenciando y viviendo en su interior la trágica situación en la que se encontraba su Hijo. Le acompañaba Juan, el discípulo amado, que consigna en su evangelio este hecho notable, como testigo de vista. Estaban también allí otras piadosas mujeres: “Estaban junto a la cruz de Jesús su Madre, y la hermana de su Madre, María la de Cleofás y María Magdalena. Jesús, viendo a su Madre, y al discípulo a quien amaba que estaba allí, dijo a su Madre: Mujer, he ahí a tu hijo”. Luego, dijo al discípulo: “He ahí a tu Madre”. Y desde aquella hora el discípulo la recogió en su casa (Jn 19,25-27). Había llegado la hora de Jesús, que estaba a punto de consumar la redención de los hombres, y de dar cumplimiento a los planes salvíficos de Dios. En ese momento supremo Jesús quiso tener cerca de él a su Madre, la Virgen María, socia y colaboradora con Él en la obra de la salvación de los hombres. María estuvo en el Calvario no como simple espectadora de un acontecimiento, herida de un profundo dolor, causado por el dolor de su Hijo. Estuvo como participe y colaboradora a la salvación. María estuvo presente en la muerte dolorosa de su Hijo, no solo por razones humanas, ni por motivos meramente naturales, como una madre que quiere acompañar a su Hijo en el momento de su muerte, para no dejarle en soledad. Esta actitud sobrenatural de María da un sentido salvífico a su presencia en el Calvario: es un misterio de salvación. Ella, asociada a la obra de su Hijo, y colaboradora con Él y bajo Él a la redención de la humanidad, tenía que estar presente al ofrecimiento que Jesús hacía de sí mismo al Padre en el ara de la cruz, como victima agradable a Dios, para remisión de los pecados. María se asoció con limpio y entero corazón al sacrificio de su Hijo y se ofreció a sí misma al Padre como víctima espiritual. Era avanzada ya la hora de nona de aquel viernes de Parasceve, primer Viernes Santo de la historia. Jesús, en su lenta agonía, comprendió que todo estaba consumado. Había cumplido hasta la última minucia la voluntad divina. Había apurado el cáliz de salvación hasta última gota. “¡Todo esta cumplido!”. María escucho con dolor estas palabras. Fueron como una ráfaga de aire fresco para su alma. Había terminado el tormento de su Hijo. Pronto hirió su corazón nuevamente la espada del dolor. Jesús se dirigió a su Padre, confiándole su alma; En tus manos, Señor, encomiendo mi espíritu. Inclinó suavemente su cabeza, buscando el reposo y expiró. La Madre no pudo menos de exhalar un profundo suspiro. Pronunció una vez más su fiat: hágase tu voluntad. La muerte de Jesús fue como un sueño, una éxtasis de amor. Fue un alivio para el dolor de la Madre. Su Hijo quedó como dormido. Ante la muerte de Jesús, María guardó silencio. Su corazón acogió con amor resignado la voluntad del Padre. No se encerró en sí misma. En su interior estaba en comunicación con su Hijo. Mantuvo siempre su serenidad de ánimo; no se vio nunca privada de la luz y la fortaleza de su fe. Pero no pudo menos que experimentar una fuerte conmoción interior cuando vio que un soldado atravesaba con su lanza el costado de su Hijo difunto, del que brotó una corriente de agua y de sangre, símbolo de la purificación de la Iglesia. “Llegada ya la tarde, porque era la Parasceve, es decir, la víspera del sábado, vino José de Arimatea, el cual también esperaba el Reino de Dios, y se atrevió a presentarse a Pilatos


Soledad

para pedirle el cuerpo de Jesús…" (Mc 15,42-47). María tuvo que resignarse a dejar descansar el cuerpo de su Hijo en el silencio del sepulcro, cerrado con una pesada piedra rodada. Era el atardecer del viernes de Parasceve. Entrada ya la noche, María regresó a casa de Juan, el discípulo amado, acompañadas de dos piadosas mujeres que cita Marcos en su evangelio: María la de José y María Magdalena. Al despuntar el alba del día siguiente, volvió al sepulcro, para acompañar la soledad de su Hijo. Ese día lo pasó en soledad, a ratos junto al sepulcro, a ratos en la casa de Juan, o con las piadosas mujeres. Pero a pesar de todo en soledad espiritual. Los discípulos de Jesús tal vez estaban dispersados, ocultos por miedo a los judíos. La fe de María resplandece en ese día de silencio, como fundamento de la Iglesia, y como luz sobre la tierra, cubierta por la niebla de la muerte de Cristo. Ella es el faro que orienta hacia la resurrección de su Hijo; porque ella mantuvo viva la esperanza de su palabra: “al tercer día resucitaré”. El Sábado Santo fue día de dolor y de esperanza para María, como lo es hoy en la liturgia de la Iglesia. La Soledad forma parte del misterio de la Pasión de Jesús, y es una lección de vida para la Iglesia. Junto al sepulcro, lo mismo que junto a la cruz, la Virgen Dolorosa se mantuvo firme en su fe en medio de una triste soledad. La Soledad de María formó parte de su historia y de su vida. Su silencio fue una oración, una meditación contemplativa hacia adentro, que iluminaba su fe y le ayudaba a descubrir con mayor claridad las razones de los designios salvíficos de Dios. Desde este punto de vista, la Soledad de María es un momento importante en la historia de su vida espiritual. La piedad popular lo ha intuido así, y lo vive cuando ansía acompañarla en ese sábado en su soledad. Es la soledad de la Madre, que llora la muerte de su Hijo y hermano nuestro. ¡Cuántas personas se conmueven profundamente y se compadecen con la Virgen Dolorosa, ante los pasos de la Soledad que recorren las calles de Almería en la noche del Viernes Santo! Las imágenes son fruto de la fe y la piedad de los artistas. Ante ellas revivimos los fieles nuestro amor y devoción hacia la Madre del mayor dolor, que sufre en Soledad la muerte de su Hijo, y espera ver gozosa el resplandor de su resurrección. María, Madre del dolor, mira con bondad las muchas cruces de tus hijos, que no siempre sabemos llevar con valor. María, Madre del dolor, mira las cruces en las cuales son colgados hoy tantos hombres y mujeres inocentes.


Soledad

Ayúdanos a aceptar el dolor, a afrontarlo y asumirlo con paz. Te pedimos por los que desesperan y por los que evaden sus sufrimientos. Acuérdate de los que luchan de mil maneras para aliviar el dolor humano. Madre del dolor esperanzado, ruega por todos tus hijos solitarios, desnudos, pobres, perseguidos y desesperanzados. María, Madre de la Soledad hoy te pedimos por todos los que sufren. Por los enfermos, por los oprimidos, y por los marginados. Madre dolorosa: confórtanos en nuestro dolor.

Y el reloj, juez inexorable de nuestra existencia, está marcando la necesidad de poner fin a la Exaltación. María Santísima de los Dolores. Tú habrás influido para que yo esté hoy aquí. Estoy segura. María Santísima de los Dolores que, en la belleza de su juvenil rostro, expresa la exclamación atónita a la propuesta de Gabriel. María Santísima de los Dolores, que junto a la dulzura de su nombre, une los más ambiciosos títulos recaídos sobre una mujer. Hija del Padre, Madre del Hijo y Esposa del Espíritu Santo. Yo quisiera despedirme de Ti, Virgen de los Dolores, con una saeta, tal y como lo hacen durante más de doscientos años tus hermanos en la madrugá del Sábado Santo, para decirte que Cristo vive. Que no está muerto. Que Cristo vive en cada uno de nosotros, y está presente en el Sagrario. “Entre las velas encendías Veo tu cara apená. No llores más, Madre mía Que no lo puedo aguantá Porque tu pena es la mía ¡Virgen de la Soledad!” (Niña de los Peines)

La Virgen de los Dolores se ha detenido en el interior del templo, a la voz del capataz, y tras recibir con unción los besos de los fieles y cofrades, queda la última llamada a todos cuantos estamos en el interior de esta Iglesia, y suplicar, con el último eco de su voz, con el acento cansado de su última palabra… “Virgen de los Dolores, Almería cree en Tu Hijo, pero aumenta su Fe”.

Muchas gracias.

D.ª Eloisa Cabrera Carmona Concejala de Cultura y Educación del Ayuntamiento de Roquetas de Mar


Soledad

Reflexiones

Gracias a los ratos de meditación, las oraciones y las jaculatorias, sabremos convertir nuestra jornada, con toda naturalidad, en una alabanza continua a Dios. Y así, con la oración al empezar el día, todas nuestras acciones se llenarán de eficacia espiritual. Por grandes que sean nuestras limitaciones, los seres humanos podemos mirar con confianza a los cielos y sentirnos llenos de alegría: Dios nos ama y nos libra de nuetros pecados. Es un gran dolor, en efecto, considerar que son muchos los que aún no conocen al Señor y que, entre los que le conocen, son muchos también los que viven como si no lo conocieran. Vale la pena, ante todo, que nos decidamos a tomar en serio nuestra fe cristiana.

Todo lo que tenemos lo hemos recibido de Dios, para ser sal que sazone, luz que lleve a los hombres la buena noticia de que Él es un Padre que ama sin medida. Sepamos corresponder a esa sal y a esa luz que nos ha dado. Fotografía: Guillermo Méndez Sánchez


Soledad

XVIII Concurso fotográfico "Soledad Viernes Santo" Bases

1. La Hermandad de la Soledad convoca, para todos los que deseen participar, un concurso de fotografías para la elección de su cartel “Soledad Viernes Santo 2012”. 2. El concurso tendrá una única modalidad, Cofradía de la Soledad. Se premiará la mejor fotografía sobre su Estación de Penitencia. 3. El formato de las fotografías será de 20x25, e irán montadas sobre cartulina blanca tamaño 30x35. 4. Los trabajos serán inéditos, no pudiendo haber sido publicados ni premiados. 5. Los concursantes podrán presentar un número ilimitado de obras. 6. La presentación se hará en dos sobres cerrados. En uno de ellos se incluirán los trabajos con sus lemas, que se indicarán en el respaldo de la fotografía. En el otro, en la parte exterior los lemas y dentro del sobre los datos personales (nombre, dirección, teléfono…). 7. También se podrán presentar en formato digital, grabadas en un cdrom. Estas fotografías digitales tendrán una resolución de 300 dpi y 3500 x 4960 píxeles. 8. El plazo de presentación será hasta el 30 de octubre. 9. La presentación de originales se hará mediante envío al Apdo. de Correos n.º 575, 04008 Almería, a “Cartel Soledad Semana Santa 2012”. 10. El jurado lo formarán personas de reconocido prestigio, así como representantes de la Hermandad. Su composición se conocerá en la entrega de premios. 11. El fallo del jurado se hará público en el mes de noviembre. 12. Los premios que se establecen son los siguientes: o Un Primer Premio que consistirá en una reproducción y publicación de la fotografía en el cartel “Soledad Viernes Santo 2012”. o Un Segundo Premio que consistirá en una reproducción y publicación de la fotografía en la portada del Boletín de Cuaresma de la Hermandad del año 2012. 13. El jurado, si así lo estimase oportuno, podrá declarar desierto cualquiera de los premios. 14. La devolución de originales se hará a partir del mes de diciembre. La Hermandad contactará telefónicamente con los participantes para darles a conocer el fallo del mismo así como proceder a la devolución de las fotografías presentadas y no premiadas 15. Las obras premiadas pasarán a ser propiedad de la Hermandad, reservándose esta el derecho de su reproducción y posterior utilización. 16. Las fotografías que no se ajusten a estas bases quedarán automáticamente fuera de concurso. 17. La participación en este concurso implica la aceptación de sus bases.


Soledad


Soledad

Vida de Hermandad

Desde la publicación del último boletín a comienzos del mes de diciembre, la vida de hermandad de los hermanos soleanos ha seguido su curso y, junto con los cultos, han completado el trabajo durante los meses de diciembre, enero y febrero. Hacemos ahora el repaso mensual de estas actividades.

Diciembre

El día 2 de diciembre, mientras se celebraba la reunión de costaleros de la cuadrilla del Regreso del Sepulcro, la Agrupación de Hermandades y Cofradías realizaba su apertura de curso cofrade con la conferencia "Cuarto centenario de la invención de la Santa Cruz y Año Santo Jubilar". A su término, la Agrupación imponía el Escudo de Oro de dicha institución a sus anteriores presidentes, entre ellos nuestro querido Hermano Mayor, Luis Criado del Águila. El día 4, primer sábado de mes, tuvo lugar la Santa Misa de Hermandad. Ese día, además, a la finalización de la Santa Misa, tuvo lugar una pequeña procesión en la que se trasladó la antigua y preciosa imagen del Niño Jesús hasta el local de la plaza Flores donde la Hermandad había montado este año el Belén. A continuación, se bendijo dicho Nacimiento. Este año, como novedad, a la Virgen María, San José y el Niño Dios, los acompañaban los tres Reyes Magos adorando, uno de ellos vinoa ver al Niño desde la plaza de Toros. El 13 de este mes se inauguró un espacio propio en Flickr, el mayor espacio de internet dedicado a la fotografía. Se irán subiendo imágenes de la Cofradía, para su mayor difusión. Además, puede accederse a FAVORITAS, donde se han agregado todas las fotografías relacionadas con la Hermandad de la Soledad que se encuentran en este portal. El domingo 19 el Diario de Almería se hizo eco de la muestra de dulces, del Belén y de la campaña de recogida de alimentos que la Hermandad ha organizado este año. Agradecemos a José M. Quesada su difusión. El 27 de diciembre se celebró la festividad de san Juan Evangelista. La Eucaristía estuvo dedicada al Discípulo Amado, patrón de la juventud. Además, se conmemoraba también el 50.º aniversario de la reapertura al culto de la Iglesia Parroquial de Santiago Apóstol, nuestra sede canónica. Tras la Santa Misa se celebró una cena convivencia en los salones parroquiales.


Soledad Enero

2011 comenzó de la mejor forma posible, con la Misa de Hermandad del 1 de enero. Primer día del año y primera Eucaristía ante nuestros titulares. El día 3 de enero, al igual que la Navidad anterior, el Coro Ciudad de Almería estuvo pidiendo el aguinaldo por las calles de Almería. Las preciosas voces de sus componentes amenizaron a los almerienses y para terminar sus componentes se acercaron hasta la plaza Flores para seguir cantando a las puertas del Belén de la Hermandad de la Soledad. Agradecemos su colaboración y ayuda, puesto que todo lo recaudado fue cedido para la Bolsa de Caridad de la Cofradía, gesto que les honra y les engrandece. Al día siguiente el Belén de la Hermandad de la Soledad recibió una feliz visita, puesto que el Cartero Real se acercó hasta el local de la plaza Flores para que todos los niños y niñas les entregasen la carta que con tanto cariño habían escrito a los Reyes Magos de Oriente. Durante el 11, 12 y 13 de este primer mes del año se organizó el tercero de los tres repartos anuales en los que viene participando la Hermandad de la Soledad desde el pasado año. En otra sección de este boletín se ofrecen más detalles. El 17 de enero un reportaje realizado por José Manuel Quesada apareció en las páginas de Diario Almería. El día 13 de enero la nueva cuadrilla del misterio del Regreso del Sepulcro realizó una pequeña convivencia en la Casa de Hermandad. Después de la primera reunión entre el nuevo capataz, Francisco Javier Jiménez, y su equipo con los costaleros de la naciente cuadrilla, se quedó en que un rato de convivencia, de charla, de compañerismo y de risas sería un buen punto de partida antes de comenzar con los ensayos. El 26 de enero se hizo público el fallo del concurso fotográfico de la Hermandad. Este año ha sido bastante alta la participación de fotógrafos y la calidad de las fotografías presentadas. El primer premio del concurso fue otorgado a don Víctor González Felices por su fotografía "Soledad en la catedral", que reproduce una preciosa imagen del paso de la Virgen de la Soledad a su paso por la puerta del templo catedralicio. Dicha instantánea ha sido publicada en el cartel cuaresmal de la Hermandad. El segundo premio fue para don Javier Barranco Casimiro por su fotografía de la Virgen de la Soledad desde un balcón de la calle Marín durante el pasado Viernes Santo. Dicha imagen es la portada de este boletín. También se ha concedido un accésit a don Baltasar Gálvez del Águila por una fotografía del misterio


Soledad del Regreso del Sepulcro a su paso por la plaza de la Catedral. La Hermandad sigue en su empeño de engrandecer su patrimonio y restaurar y mantener con el máximo decoro el ya existente. En años anteriores se ha realizado un gran esfuerzo por parte de las Juntas de Gobierno en restaurar el conocido como "terno de capilla" en el taller del bordador gaditano César

Gómez-Hörn. Este año, en el que se cumplen 175 años de que la familia Barbarín donara el manto y saya que anualmente luce la Virgen en la salida penitencial, un grupo de hermanos soleanos asistió el sábado 29 de enero a una jornada intensiva en el que dicho bordador acudió a nuestra sede para darnos una magistral lección de mantenimiento y limpieza de bordados. Se procedió a retirar la cera que se acumulaba en el manto de salida y se fijaron las piezas de bordado sueltas que los años y el uso habían ido soltando. Igualmente, se aprovechó para cambiar el forro que tenía el manto de salida, el cual, debido a una mala intervención anterior, impedía su extensión total en el pollero. Este forro vino a sustituir el anterior que era de color blanco y de seda salvaje. Gracias a la donación de la actual camarera de la Virgen, se ha recuperado la imagen que el siglo pasado los antiguos hermanos soleanos tenían del manto. Por tanto, tras una jornada intensa en el que un número de hermanos soleanos se acercaron a observar los trabajos y a aprender sobre la conservación de piezas de bordado antiguo, el manto en su 175 aniversario vuelve a lucir reluciente, limpio y con el forro de seda blanco, tal y como se muestra en las fotos antiguas conservadas.

Febrero

El mes de febrero comenzó con la Misa de Hermandad del sábado día 5 de febrero, según mandan nuestras Santas Reglas. El día 5 de febrero se hizo público el calendario de ensayos de la cuadrilla de la Soledad. La igualá será el 10 de marzo y los ensayos el 17 y el 31 de marzo y el 7 de abril. Todos a las 21.00 h. en la Casa de Hermandad. El 11 por la noche se celebró la primera de las charlas cuaresmales programadas por don Francisco Escámez Mañas. Gran cita en la que pudimos disfrutar al profesor Jorge Manuel Rodríguez Almenar, miembro del Centro Español de Sindonología, hablar sobre el Santo Sudario de Oviedo, preciosa reliquia donde se plasmó el Santo Rostro de Jesucristo es su subida al monte Calvario. Como viene siendo habitual, más de uno se quedó con la boca abierta.


Soledad

El 14 de febrero se hizo público que don Luis Losada Pescador exaltará a Nuestra Señora de los Dolores el próximo 9 de abril, primer día del Septenario. Don Luis Losada nació en Madrid. Es licenciado en Empresariales por ICADE en 1994 y ha trabajado desde siempre en el mundo de la información económico-financiera. Comenzó en el grupo Recoletos, dirigiendo una newsletter de Auditoría. Ha sido colaborador de Mercados, la tertulia El Balance, Crónica, el Color de la Tarde, ÉPOCA y colabora en el semanario ALBA. Actualmente dirige el telediario de INTERECONOMÍA de mediodía. También colabora con distintos portales, como HAZTEOÍR. Es un católico convencido y muy comprometido en la defensa de la vida y de las libertades. Se da la curiosidad que don Luis Losada es un gran conocedor de nuestra parroquia y de nuestra hermandad. No obstante se casó hace ya casi seis años en la I. P. de Santiago Apóstol de nuestra ciudad. No es difícil verlo en el templo durante los Santos Oficios de Semana Santa junto a su esposa, vecina de nuestro barrio, acercándose a contemplar a Nuestra Señora de los Dolores. El 17 de febrero la Iglesia celebró la festividad de los Siete Santos Fundadores de la Orden Servita, a la que pertenece la Hermandad de la Soledad por bula del 1 de abril de 1772. Además, este es un año muy especial puesto que se celebraba el 777 aniversario de la fundación de la Orden en el monte Senario. El viernes 18 de febrero volvieron a comenzar los ya tradicionales Viernes de la Soledad. Para este año de 2011 la Soledad ha vuelto a organizar dos interesantísimas citas con las que seguir formando a los cofrades y devotos ante la inminente Cuaresma. La primera conferencia titulada "Sentido de los cultos y la liturgia en las cofradías" fue ofrecida por el Ilmo. Sr. D. Andrés Galiano Ruiz, Vicario Episcopal de Guadix, y presentado por nuestro consiliario. El sábado 19 de febrero, nuestro Hermano Mayor realizó la primera levantá del paso de la Virgen de la Paz, bendita titular de la Borriquita. Al día siguiente, 20 de febrero, la Hermandad de la Soledad participó en la peregrinación a Canjáyar que, con motivo del año jubilar concedido a la Santa Cruz del Voto de este municipio canjilón, organizó la Agrupación de Hermandades. El día 24 se celebró la igualá de la cuadrilla del Regreso del Sepulcro. Un buen grupo de costaleros se presentaron en la Casa de Hermandad para ponerse a las órdenes de Francisco Javier, El Latas". El 25 de febrero se celebró el segundo y último Viernes de la Soledad. La conferencia versó sobre "Tiempos de persecución. Anticlericalismo y cofradías en la Andalucía de la II República", ofrecida por don José Manuel Cano de Mauvesín. Además, también pudimos disfrutar de la presentación del cartel Viernes Santo 2011, obra del joven fotógrafo almeriense don Víctor González Felices.


Soledad

Cultos

Nuestra Hermandad se centra cada vez más en los cultos a sus titulares y en la caridad con nuestros hermanos más necesitados. Desde el pasado mes de noviembre, la Hermandad ha realizado en nuestra parroquia de Santiago los cultos que a continuación se detallan.

Misas de Hermandad

El artículo 8 de las actuales Reglas, aprobadas en 1993, establece la celebración de la Misa mensual de Hermandad, a celebrar el primer sábado del mes. Como puede comprobarse, todos los hermanos y hermanas soleanos tienen el derecho y el deber de asistir a este culto mensual que es la fuerza más poderosa de que disponemos para vivir nuestro carácter tan importante de Hermandad y, más en concreto, de Hermandad Sacramental. En tres ocasiones la hemos celebrado desde el pasado mes de noviembre.

Navidad

Tras el Adviento, tiempo de preparación para la Encarnación de Jesucristo, la Hermandad de la Soledad ha celebrado algunos cultos navideños y ha participado en los organizados por la parroquia de Santiago. Para empezar, el sábado 4 de diciembre, tras la Santa Misa de Hermandad, se organizó una pequeña procesión con la preciosa imagen del Niño Jesús hasta el local donde se había instalado el Belén de la Hermandad en la plaza Flores. Don Francisco portaba la bendita imagen y la depositó en el regazo de su Santa Madre. Con el local abarrotado de gente se pasó a la bendición del Belén. Como viene siendo habitual, varios hermanos de la Soledad participaron en las Eucaristías de la Misa del Gallo , de Año Nuevo y de Reyes.

"Y tú, niño, serás llamado Profeta del Altísimo, porque irás delante del Señor, preparando sus caminos para hacer conocer a su Pueblo la salvación mediante el perdón de los pecados" (Lc 1, 76-77)


Soledad

Culto a san Juan Evangelista

En 1993 se celebró por primera vez un culto en honor a san Juan Evangelista. Se trató de un triduo a finales de junio. Al año siguiente se celebraron dos: uno en junio y otro en diciembre. En 1995 se redujo a un triduo en diciembre y, aunque con alguna variación, a partir de 2003 se redujo a la Santa Misa en su honor el 27 de diciembre. El lunes 27 de diciembre a las 20.00 h. se celebró con gran solemnidad la función religiosa en honor de san Juan Evangelista con motivo de su festividad litúrgica. Además, se celebraba también el L Aniversario de la reapertura al culto del templo de Santiago Apóstol, tras su quema y destrucción en la persecución religiosa que sufrió en julio de 1936. Con la imagen de san Juan impecable a un lado del altar, perfectamente vestido con el manto antiguo que aún conserva la Hermandad, se celebró la ceremonia religiosa, presidida por nuestro consiliario, don Francisco Escámez, y concelebrada por don José Amat Cortés, párroco de Santiago durante cuarenta años, don Jesús Peregrín Mula y don Agustín Martínez Gilabert. En la homilía, don Francisco puso de relieve el papel pastoral en estos cincuenta años y en especial a todos los párrocos, colaboradores y Siervas en la vida de la parroquia. También destacó el papel importante de todos los grupos parroquiales, movimientos y a la Hermandad de la Soledad. De hecho, san Juan Evangelista sirve para todos los cofrades de ejemplo de virtud y de fidelidad a Cristo a Su Amantísima Madre. Tras la homilía varios colaboradores hicieron lectura de un documento donde se hacía un repaso por los cincunenta años que se conmemoraban desde que en diciembre de 1960 se volviera a abrir al público nuestra sede canónica. Tras ello, se proyectó una presentación con numerosas fotografías que repasaban estas bodas de oro y a muchos de sus protagonistas. Como viene siendo habitual en nuestra cofradía sacramental, tras la finalización de la Eucaristía se pasó a unos momentos de Adoración al Santísimo Sacramento, auténtico compromiso cristiano para todos nosotros. Terminado el acto, los hermanos soleanos y miembros de la parroquia pudimos disfrutar de una cena convivencia en los salones parroquiales.


Soledad

Fotografía: Víctor González Felices


Soledad

Caridad

Durante los últimos meses, la Hermandad de la Soledad ha visto incrementadas sus actividades caritativas en el seno de nuestra parroquia. Como dijo el gran San Agustín, "donde no hay caridad no puede haber justicia". Durante las fechas navideñas, se volvió a montar el Belén y la muestra de dulces conventuales, intentando ayudar de esta forma a las distintas congregaciones de clausura, que tanto lo necesitan. Además, en dicho Nacimiento, se organizó por segundo año consecutivo una campaña de recogida de alimentos no perecederos para contribuir en estas fechas tan señaladas a la ayuda que Cáritas Parroquial reparte. Como novedad y totalmente espontánea, la Hermandad también organizó durante los primeros días del año una fecunda campaña de recogida de juguetes usados para todas esas familias que no pueden adquirirlos para su hijos e hijas. El día 3 de enero se organizó una petición de aguinaldo por parte del coro Ciudad de Almería. Todo lo recaudado por estas benditas almas ha sido donado para la bolsa de caridad de la Hermandad. Pero el trabajo nunca es suficiente y la crisis sigue ahogando a nuestros propios vecinos y conocidos, muchos sin trabajo y con niños, muchos que vemos cada domingo en Santiago. Los días 11, 12 y 13, gracias a Dios, se desarrolló el tercero de los tres repartos anuales en los que viene participando la Hermandad de la Soledad. El primero tuvo lugar en junio, el segundo en octubre y nada más empezar el año, el tercero. En esta ocasión se repartieron alimentos a un total de 145 familias, compuestas por 520 personas. Todas estas personas necesitadas recibieron 6746 kilos de alimentos repartidos en arroz, azúcar, cacao, cereales infantiles, galletas, harina, leche de continuación, leche UHT, espaguetis.... El martes se trasladaron todos los alimentos desde la nave de la Cruz Roja en Almería hasta los salones de la Casa Parroquial de Santiago. El miércoles y el jueves se repartieron entre todas las familias inscritas. Agradecemos la colaboración de todos los interesados, ya que el trabajo es duro y hacen falta muchas manos para ello. "Porque tuve hambre y me disteis de comer, tuve sed y me disteis de beber, era forastero y me acogisteis, estaba desnudo y me vestisteis, enfermo y me visitasteis, en la cárcel y acudisteis a mí" (Mt 25, 35-36)


Soledad

Fotografía: Eduardo Blanes Pérez


Soledad


Soledad

Fotografía: Víctor González Felices


Soledad

FotografĂ­a: Fernando Salas Pineda


Soledad

Boletín Cuaresma 2011-2  

Segunda parte del boletín de Cuaresma que la Hermandad de la Soledad de Almería ha editado con motivo de la Cuaresma de 2011.

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you