Page 1

L A R U T A N O I N O M I R T A P U S Y n A ó i L c L a A t e F r A T rp e t n i e d ía Gu


EDITA Ayuntamiento de Tafalla info@tafalla.es Tel. 948701811 COORDINACIÓN Y REALIZACIÓN Uxue Comunicación info@uxuecomunicacion.com DOCUMENTACIÓN Y TEXTOS Ornitolan Servicios Ambientales-Ingurumen Zerbitzuak Uxue Comunicación DISEÑO Y MAQUETACIÓN Uxue Comunicación FOTOGRAFÍAS Uxue Comunicación


ÍNDICE INTRODUCCIÓN 04 1. PIEDRA BLANCA-MONTE ALTO- BUSQUIL 07 ACTIVIDAD 12 RECORRIDO 12 2. MONTE PLANO 13 ACTIVIDAD 18 RECORRIDO 18 3. VALGORRA 19 ACTIVIDAD 23 RECORRIDO 23 4. EL SASO, CANDARAIZ Y LA SARDA 24 ACTIVIDAD 28 RECORRIDO 28 5. ROMERALES, JUNCAL Y BERATXA 29 ACTIVIDAD 33 6. LA NAVA, VALMAYOR Y VALMEDIANO 34 ACTIVIDAD 37 RECORRIDO 37 7. EL RÍO CIDACOS 38 ACTIVIDADES 41 8. EL COMUNAL 42 ACTIVIDAD 45 9. AMENAZAS AL PATRIMONIO NATURAL DE TAFALLA 46 10. ARQUITECTURA RURAL 49 BIBLIOGRAFíA 55


T

afalla está situada en la Zona Media de Navarra. El clima de la zona es mediterráneo continental. Las sierras situadas en el centro de Navarra (Urbasa, Andia, PerdónErreniega, Alaitz e Izko) hacen de pantalla y frenan la penetración de las lluvias procedentes del mar hacia el sur. Por eso la pluviometría es menor a partir del Carrascal hacia el interior. El cierzo proveniente del norte es el viento frío y el bochorno del sur es el más cálido. Hidrográficamente en el término municipal se dan dos cuencas: la del Cidacos y la del Arga. Los altos de Lobera, Valdiferrer, Almendrolar y las caídas del Plano son divisoria de aguas: las del noroeste, Monte Alto y sierra de Carravieja, van al Cidacos; las del suroeste alimentan barrancos que, atravesando el Saso y Candaraiz, desaguan en el río Arga. Su término municipal limita al noroeste con Artajona, al noreste con Pueyo y Leoz, al este con San Martín de Unx, al sur con Olite y Falces y al oeste con Miranda de Arga, Berbinzana y Larraga. La superficie total rústica es de 9.382,99 ha, de las cuales 9.226,76 ha corresponden a parcelas y 156,23 ha son viales, ríos etc. De esta superficie, señalar que algo más de la mitad del término municipal es terreno comunal, patrimonio legado por nuestros antepasados, que no solo debemos preservar, sino

SUPERFICIE POR TIPO Y TITULARIDAD Ha. Regadío Secano Forestal Otros tipos TOTAL

Privado 1.303,28 2.594,26 245,18 381,66 4.524,38

Comunal 383,71 2.084,53 2.200,98 33,16 4.702,38

TOTAL 1.686.99 4.678,79 2.446,16 414,82 9.226,76

tratar de aumentar, para el disfrute de las siguientes generaciones. En su término municipal se ubica la transición entre los últimos bosques de Navarra y el inicio de los territorios menos frondosos y de las zonas esteparias de la mitad sur. Tafalla de norte a sur presenta una gradación de paisajes de más húmedos a más secos que influye en los usos y en los paisajes que lo conforman. De la zona boscosa de quejigos y encinares del norte se pasa a las zonas esteparias del sur en apenas unos kilómetros. El paisaje de Tafalla es la configuración morfológica que la actuación humana ejerce sobre el espacio, y el resultado de cómo la ciudadanía lo ve y lo percibe: la agricultura, los bosques, los caminos, los ríos, las construcciones, las infraestructuras… También refleja las opciones cambiantes de la sociedad a lo largo del tiempo y a través de un proceso dialéctico: unos cultivos distintos en las estaciones y los años, unos medios y redes de transportes alternativos, unas diferentes formas de construir, la fabricación de unos productos y no de otros, etc. Más allá de su interés medioambiental y cultural, el paisaje es un espacio de encuentro entre la naturaleza y la sociedad y contribuye tanto al bienestar de la población como a la consolidación de su propia identidad. Esta guía, dirigida a la población escolar, a las vecinas y vecinos de Tafalla, a quienes nos visiten y a las generaciones venideras, quiere servir para realizar una puesta en valor del patrimonio natural que en la actualidad alberga la ciudad y su territorio anejo. Saber qué tenemos, por qué lo tenemos, y con esta información tener una herramienta de gestión para poder conservar o modificar con criterios de sostenibilidad y de conservación de la naturaleza, el entorno natural en el que vivimos.

4


Mapa de Navarra y de la Zona Media

5


Mapa de tĂŠrminos de Tafalla

6


Piedra Blanca Monte Alto Busquil

1 A C N A L B PIEDRA O T L A E MONT BUSQUIL Monte Busquil.

7


S Piedra Blanca Monte Alto Busquil

e trata del punto más alto del término municipal con 638 m. El Monte Alto o Piedra Blanca recibe su nombre por la colocación de un vértice geodésico en 1866, puntos a partir de los cuales se elaboran los mapas topográficos. Alberga las corralizas de Gariposa, Corral viejo de los Toros, Corral alto y el Caserío el Monte junto a la balsa del mismo nombre. En otros tiempos, esta balsa sirvió para el pasto y para abrevar al ganado, y su conservación se hacía mediante auzolan o trabajo en común de los ganaderos. En este término del Busquil se han encontrado restos de cerámica de la Edad de Hierro y época romana. También en la zona se encontró una lápida funeraria romana con el primer nombre escrito de un tafallés: Thurscando. Esta lápida se encuentra en la Casa de Cultura de la localidad.

Limítrofes con Busquil, se encuentran los términos de Portillo el Sastre, Tajubo, Gariposa, Salobral y la Pedrera, todos estos de similares características ecológicas: parajes ondulados salpicados de arbolado y matorral mediterráneo. Por otro, la Quitana o Prado Redondo, lindante con el robledal y encinar, y por último los términos de Losillas, Almendrolar, Lobera, Vaquero y Valdiferrer, donde se dan cultivos de cereal y viña.

Paisaje de bocage o de mosaico Desde la Piedra Blanca en el norte, hasta la ciudad, se encuentra el paisaje identitario de la Zona Media, de bocage o de mosaico, en el que se intercalan terrenos de cultivo con llecos, espuendas, acequias, pequeños bosquetes de

Término de Busquil.

8


encinas, quejigos y matorral mediterráneo de gran riqueza ecológica y paisajística, unidos por barrancos suaves con pequeñas balsas dispersas que recogen la humedad de las lluvias hasta el río Cidacos.

Piedra Blanca Monte Alto Busquil

Este es un paisaje que se encuentra amenazado en toda Europa. En origen, antes de la llegada de la agricultura, sería un bosque de encinas y quejigos más o menos espeso. Con la agricultura, gran parte de estas tierras se transformaron, sobre todo durante el último siglo debido a la mecanización de las labores agrícolas. Gran cantidad de pueblos y valles en todo el continente no han podido conservar estos lugares y hoy en día tienen paisajes muy transformados, diferentes al paisaje del mosaico, con un mayor predominio de grandes campos sin ribazos ni bordes que alberguen y contribuyan al equilibrio entre todas las especies de plantas o de animales. Estos bosquetes han sido testigos según han pasado los años del devenir de los campos, la fauna y sus especies asociadas. Hasta nuestros días han llegado verdaderos monumentos de vida como son las encinas y los quejigos del camino de Monte Alto.

Balsa en Monte Alto.

Este paisaje es el resultado de las características climáticas, geológicas y de los usos del suelo que hacemos las personas y del respeto que se ha tenido a lo largo de los años, muchas veces delimitados por la normativa. En el año 1993 el Ayuntamiento

Monte Busquil.

reconoció la riqueza ecológica de este tipo de paisaje y señaló que era objeto de especial protección, según se recoge en el Plan General de Ordenación Urbana. Sin embargo, tenemos que alertar de que en los últimos años ha habido un progresivo deterioro del mismo con la desaparición de multitud de isletas con vegetación para dar paso a grandes campos de cultivo de secano.

Bosquetes y balsas, refugios de animales y plantas Los bosquetes son las zonas de refugio de muchas especies de plantas y animales como la perdiz, la liebre, el conejo, la culebra bastarda, el tejón, el zorro o son posaderos y lugares de reproducción de la culebrera europea, busardo ratonero o aguililla calzada. Los campos abiertos son el lugar de caza de todos ellos o donde son cazados, lugares muy transitados por nuestra fauna a todas las horas del día, pero sobre todo, al amanecer, al atardecer y

9


durante toda la noche, momentos en los que apenas son sorprendidos por las personas.

Piedra Blanca Monte Alto Busquil

Los barrancos que recogen las aguas y las zarzas que los protegen como murallas son los corredores verdes, caminos por los que los animales se desplazan y se refugian sin ser vistos. Su conservación es de vital importancia para la conexión entre campos, bosquetes y valles. Sin estos caminos naturales, se perdería gran parte de la riqueza del paisaje típico de la zona norte de Tafalla, el paisaje en mosaico.

Especies de fauna y flora Cabe destacar la coexistencia de diferentes especies que dan idea de la importante biodiversidad existente en esta, la zona más húmeda del término de Tafalla. Aves de espacios abiertos: escribano triguero, escribano soteño, tarabilla común, collalba gris y rubia, papamoscas gris, colirrojo tizón, alondra totovía y codorniz. Escribano soteño.

Vista panóramica del incendio del verano de 2016. Estado de Monte Alto tras el incendio.

INCENDIO EN EL MONTE ALTO Durante el verano de 2016, Tafalla y los municipios vecinos de Artajona, Pueyo, Garínoain, Barásoain y Añorbe sufrieron un devastador incendio que afectó a 2.347 ha. De ellas, más de un millar de hectáreas quemadas correspondieron a cultivos herbáceos, unas 750 a matorral y las 600 hectáreas restantes a diferente tipo de arbolado. Tras el incendio se han realizado trabajos de restauración forestal y medio ambiental en el área dañada por el siniestro. Están previstas repoblaciones, recuperación de caminos e infraestructuras, siembras, cerramientos y tratamientos silvícolas y cuyo objetivo es

la recuperación del paisaje mediterráneo en mosaico. En este sentido, señalar que debido a que el incendio afectó a una zona donde la vegetación tiene un papel relevante en el control de la erosión y en la mejora de la biodiversidad, las acciones de recuperación han puesto el acento en favorecer la restauración del arbolado. Después del incendio, el alumnado de algunos centros educativos recogió semillas y frutos de los grandes árboles existentes y replantó las bellotas para recuperar las zonas más afectadas con planta de zona, perfectamente adaptada al clima y suelo local.

10


Comparten hábitat con las aves de matorrales: perdiz roja, paloma torcaz, abubilla, también llamada gallico de San Martín, tórtola europea, curruca cabecinegra, picaraza o urraca, zorzales, Choca perdiz (becada).

Piedra Blanca Monte Alto Busquil

Entre las rapaces: aguilucho cenizo, aguilucho pálido, milano real, busardo ratonero, culebrera europea, alcotán europeo, águila real, azor común, aguililla calzada y buitre leonado. Entre los mamíferos: conejo, zorro rojo, comadreja, garduña, jabalí, corzo, liebre ibérica y liebre europea. Anfibios y reptiles: culebra bastarda, culebra de escalera, sapo corredor, sapo partero común, sapo de espuelas, sapillo pintojo meridional, sapillo moteado común, tritón palmeado, tritón jaspeado, sapo común, rana verde, lagarto ocelado, culebra lisa meridional y víbora aspid. Insectos: múltiples especies de libélulas y caballitos del diablo de diferentes familias.

Zorro.

Conejo de campo.

Entre la flora: encinas, quejigos, carrasca dominan en los bosques, mientras que el pino alepo en las repoblaciones, juncos, carrizos y eneas en las balsas y lagunas. Los rosales silvestre, zarzas, aullagas u oyagas, tomillos, romeros, endrinos o patxaranes en bordes de caminos y campos abandonados, así como conformando el sotobosque en umbrías se encuentra el rusco o acebillo, en otro tiempo muy abundante en esta zona y del que hoy apenas quedan algunas matas al abrigo de los enebros. La comisión de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Tafalla ha propuesto su recuperación.

Planta de rusco o acebillo en Monte Alto.

Aguilucho pálido.

11


Piedra Blanca Monte Alto Busquil

RECORRIDO

Caserío del Monte-Busquil-Piedra Longitud: 4,69 km

Blanca-Caserío del Monte

ACTIVIDAD EN AULA

IN-CLASS ACTIVITY

¿Cómo se denomina el paisaje conformado por campos de cultivo, bosquetes y barrancos de la mitad norte de Tafalla?

What is the term used for the landscape defined by crop fields, copses and ravines in the northern half of Tafalla? Is it home to a large number of species or a few? Why? Could you draw what is in your opinion this landscape and where would you place the most significant species? Why is there a mountain named “Piedra Blanca”? What is and what is a geodesic vertex used for?

¿Se trata de un lugar que alberga muchas especies o pocas? ¿A qué se debe? ¿Podrías realizar un dibujo de qué es para ti este paisaje y dónde ubicarías a las especies más destacadas? ¿Por qué hay un monte al que se le llama Piedra Blanca? ¿Qué es y para qué sirve un vértice geodésico?

Desnivel: 140 m

Itinerario: Caserío del Monte, en

la carretera NA-6030, entre Tafalla y Artajona, a unos 5 km de la primera. Aquí se encuentra el panel indicativ o del recorrido, la ruta de Sendero Local NA-178. Seguiremos la señalización de las marcas blan cas y verdes y remontaremos el valle por la pist a principal, muy pronto a la derecha se desvía por un ancho camino que asciende por la ladera de la cima. Siguiendo las marcas nos internamos en el bosq ue y continuamos por un estrecho sendero que poco a poco nos lleva a la cima de la Piedra Blanca donde se encuentra el índice geodésico. El descenso se realiza por la vertiente norte para alcanzar de nuevo el cam ino inicial por el que se vuelve al Caserío del Mon te.

VISITA AL CAMPO · Visita con los escolares a la zona del incendio. Identificación de zonas muy afectadas, poco afectadas y sin afectar por el fuego. · Recogida de frutos y semillas (otoño-invierno). · Plantar semillas y frutos en el aula o en la huerta del centro. · Al brotar las plántulas, plantar en las zonas identificadas como zonas de plantado. · Seguimiento de los y las jóvenes con las familias, riego, mantenimiento, etc. Iniciativa local de largo recorrido para las generaciones actuales y venideras con transmisión de valores medioambientales a jóvenes, mayores y sus descendientes.

12


2 O N A L P MONTE Monte Plano

Imagen del tĂ­pico paisaje de Monte Plano.

13


E Monte Plano

stá incluido en el Catálogo de Montes de Utilidad Pública de Navarra, y por esta razón es irroturable. Constituye la masa boscosa más importante del término municipal, verdadero pulmón de la ciudad. Ecológicamente marca el límite entre las zonas más boscosas de la zona media y norte con la zona sur de Navarra, más esteparia y llana. Con una superficie de 1.100 ha, forma parte de los bienes comunales, y se reparte entre los términos de Tafalla y Olite. En origen formó parte de una vasta llanura aluvial erosionada en los bordes por las aguas que buscaban un nivel más bajo y quedó como una meseta. Su ubicación, en un alto, le confiere una singularidad tipo isla en la que dominan masas arbóreas de encinas y carrascas. Donde no existen frondosas dominan los rasos de mayor o menor tamaño, fruto de diversas roturaciones como la ocu-

rrida en 1963 que afectó a 495 ha, con el objeto de aumentar las tierras de cultivo. Otros usos han degradado considerablemente su ecosistema: albergó un vertedero de basuras clausurado en 1985 que actualmente está revegetado con carrasca y pino alepo. También sufrió extracciones de grandes cantidades de grava utilizadas para la construcción de la autopista de Navarra. En 2016, el Ayuntamiento de Tafalla inició la recuperación de lo que fue antiguamente la gravera municipal. Del mismo modo, existen los restos de un aeródromo de extinción de incendios utilizado a finales del siglo XX. No fue esta la primera vez que se pensó en el Monte Plano como posible aeropuerto. A principios del siglo XX, en el inicio de la aviación, hubo propuestas para instalar aquí el primer aeropuerto de Navarra y llegaron a aterrizar y despegar algunas pequeñas avionetas. Ninguno de estos proyectos ha perdurado en el tiempo y la zona se encuentra hoy restaurada medioambientalmente con la plantación de encinas en lo que antes fue la pista de despegue y aterrizaje de avionetas.

Encina en el Monte Plano. Repoblación en el desaparecido aeródromo tafallés.

14


Monte Plano

Las tierras son pedregosas y a poca profundidad aflora la capa de gravas sueltas. La capa impermeable de arcilla permite la formación de pequeñas balsas que mantienen agua durante gran parte del año, en función de las precipitaciones. De entre ellas destaca la de Cabriteras, llena de carrizos y espadañas. La habitan anfibios y reptiles, ranas verdes y sapos comunes, culebras de agua de las dos especies tanto la de collar como la viperina. Es punto de reunión de mamíferos y aves, y de multitud de especies de la mitad norte y mitad sur de Navarra, especialmente en la época nupcial y postnupcial. Tiene dos estructuras de hormigón que antiguamente se utilizaron para la caza y que se podrían adecuar como privilegiado observatorio de aves.

Usos tradicionales y actuales Desde antiguo se le viene dando una serie de usos. Algunos desaparecen y otros se corresponden con los tiempos actuales. El pastoreo, hoy en desuso, queda reducido al ganado ovino que ocupa la Corraliza del Cuchillo Plano. El aprovechamiento de leñas para los hogares, tan importante hasta hace poco tiempo, está también en desuso. Monte Plano ha sido tradicionalmente lugar de colmenas donde apicultores han obtenido buenas recolecciones, especialmente por la abundancia de tomillos, lavandas, romeros y otras aromáticas. También se tiene constancia de la existencia de una calera. La cal, se recogía en el Plano y se trasladaba en galeras hasta el horno que los caleros tenían en Tafalla. La apilaban en el horno durante 24 horas, la trituraban (habitualmente con los molones de los que

La caseta del Plano.

tiraba un burro), la cernían y después vendían. Los agricultores de Tafalla les proporcionaban las gavillas de sarmientos para el horno. Además aprovechaban los lotes de leña que daba el Ayuntamiento a sus vecinos y vecinas. En la actualidad, se trata de un lugar muy apreciado y valorado por las gentes de Tafalla. Allí acuden a pasear, hacer senderismo, bici de montaña, correr, etc. Como lugar de esparcimiento también es habitual reunirse en el entorno de la Caseta del Plano, con sus mesas y su asador, a pasar el día. Esta caseta cuenta con una historia muy bonita que refleja la voluntad de los y las tafallesas por preservar los bienes comunales. Fue construida en 1977 por un particular, tras una autorización del Ayuntamiento que no tuvo en cuenta el carácter comunal del terreno. Numerosos vecinos y vecinas protestaron la concesión. En 1981, el nuevo Ayuntamiento replanteó el expediente y demostrada sus irregularidades, se llegó a un acuerdo con el propietario y se restituyó esa construcción al patrimonio comunal. Desde entonces, todo el mundo puede disfrutar de esta caseta-refugio de puertas abiertas que fue rehabilitada en el año 2010.

15


Muretes protectores

Monte Plano

El Oinez Basoa, bosque de reciente creación monitorizado. Monte Plano.

En los últimos años más de un caminante se habrá preguntado por las tapias y curiosas construcciones de piedras que jalonan diferentes puntos de esta extensa meseta de aluvión que se extiende entre Tafalla y Olite. Manos anónimas han ido acarreando y amontonando piedras del mismo lugar, con las que levantar luego estos muretes y construcciones encaminadas a proteger el arbolado existente y el de nueva repoblación. Otras veces sirven para delimitar caminos y sendas que por el trasiego de personas y vehículos a motor se iban haciendo cada vez más grandes, asfixiando a la vegetación del entorno y poniéndola en peligro, sobre todo en puntos conflictivos como son todos los cruces de camino y lu-

gares de aparcamiento. Estos perímetros protectores de piedras otras veces señalan lugares de interés y dirección, como el que indica la entrada a la caseta del Plano.

Estos muretes protegen el arbolado del paso de vehículos y personas.

Oinez Basoa 2011 Dentro del Monte Plano cabe destacar el proyecto Oinez Basoa o la creación de un bosque para compensar la huella de CO2 que generó la organización de la fiesta anual de las ikastolas navarras que en el año 2011 tuvo a la Ikastola de Tafalla como anfitriona. Para ello, en una parcela comunal de 8,3 ha, en la zona de el Raso tafallés, se procedió a la restauración de un bosque mediterráneo con la plantación de 6.700 encinas y quejigos. El Oinez Basoa de Tafalla tuvo desde el principio una particularidad. Además de compensar las emisiones de CO2, se puso en marcha un estudio científico innovador y pionero sobre la cuantificación y secuestro del carbono en el bosque, tanto

en el suelo como en la biomasa, que aplicó el Protocolo de 2007 del Joint Reseach Center de la Comisión Europea, por el cual se procedió por primera vez a monitorizar un bosque. Este proyecto de investigación de evaluación del secuestro del carbono atmosférico y de los beneficios ambientales del Oinez Basoa de Tafalla es llevado a cabo por el Departamento de Ciencias del Medio Natural de la Universidad Pública de Navarra. En este bosque, el suelo y la biomasa aérea representan sumideros que fijan cantidades de carbono a lo largo de los años, beneficiando el medio ambiente y por ende a las personas y otros seres vivos.

16


Infraestructuras en el Monte Plano

Monte Plano

Reiteradamente el Monte Plano ha sido objeto de proyectos que han puesto en riesgo su integridad. Entre estos señalaremos la construcción del Canal de Navarra que, subterráneo, lo cruza de norte a sur, así como la implantación de la estación de bombeo. También el gasoducto que lo atraviesa de este a oeste. Además hay que destacar las torres de alta tensión, el proyecto de instalación de un parque eólico en el Monte Plano de Olite y la proyectada construcción del Tren de Alta Velocidad, infraestructura que lo cruzaría de este a oeste y partiría el Monte Plano en dos mitades. Pese a esto, el Monte Plano de Tafalla, tan querido y apreciado por sus habitantes, aún mantiene intactos sus valores naturales intrínsecos y es de desear que así continúe en el futuro.

Fauna y flora

Tejonera activa en el Monte Plano.

Balsa de Cabriteras con pinar de repoblación al fondo.

Otro tipo de fauna menos conocido pero igualmente interesante en el Monte Plano debido a su posición geográfica y características de pequeñas balsas con vegetación en orillas son las mariposas y los odonatos, es decir las libélulas y los caballitos del diablo. Estas especies cada vez generan mayor atracción por su belleza. Todavía somos grandes desconocedores de la realidad de estos grupos de fauna y son valiosos como indicadores del estado de los ecosistemas en los que habitan.

Se trata de un reservorio de vida salvaje muy importante para la Zona Media. Podríamos decir que se reproducen multitud de especies que contribuyen a mantener un ecosistema más equilibrado. Busardos ratoneros, cernícalos primillas y vulgares, gavilán común, culebreras europeas, búho real, autillo europeo, cárabo común… crían en el Monte Plano y utilizan los campos y cultivos de los alrededores para capturar a sus presas, contribuyendo al control de roedores en niveles sostenibles.

Destacar la utilidad de las balsas como bebederos de la fauna. En especial en épocas de estiaje severo pero también durante el resto del año, gran cantidad de animales se acercan a estos lugares para calmar su sed. Jilguero europeo, pardillo común, collalba gris y rubia, lavanderas boyera, escribanos cerillo, curruca cabecinegra, alcaudón común, curruca carrasqueña, curruca mirlona, curruca rabilarga entre otras especies visitan las balsas de Monte Plano a diario.

Lo mismo ocurre con especies de mamíferos como el tejón, el zorro rojo, el jabalí y el corzo. Existen verdaderos santuarios de estas especies que llevan conviviendo con el ser humano y sus usos de territorio durante años en Monte Plano.

En cuanto a la flora tenemos entre las masas arbóreas, las encinas, el pino alepo de repoblación y la carrasca; masas arbustivas como la coscoja, enebro de la miera, endrino, romero, tomillo, ollagas y entre las herbáceas las gramíneas como la grama.

17


ACTIVIDAD EN AULA Acudir trimestralmente a una balsa, por ejemplo la de Cabriteras o Cascarruejos.

Monte Plano

El objetivo será observar la dinámica de la balsa: nivel del agua, vegetación, huellas, rastros y señales de diferentes especies animales. Analizar la cobertura y los cambios vinculados a las estaciones a lo largo de un año natural. De esta forma se podrá estudiar el funcionamiento de un ecosistema y los cambios que se dan, cómo afectan al propio ecosistema y a las especies que lo habitan en diferentes épocas del año.

RECORRIDO

IN-CLASS ACTIVITY

Longitud: 5,6 km

Go quarterly to a pool, such as the ones from Cabriteras or Cascarruejos. The objective will be to observe the dynamics of the pool: water level, vegetation, tracks, traces and signs of different animal species. Analyse the coverage and changes linked to seasons during a calendar year. In this way, the functioning of the ecosystem and the changes that take place, how they affect the ecosystem and the species that inhabit it at different times of the year could be studied.

Edificio de Secundaria de Ikastola -Camino FalcesOinez Basoa-Cuesta el Melón-Ikast ola

Desnivel: 60 m

Itinerario: Oinez Basoa. Se complet a en hora

En primer lugar nos dirigiremos

por el Camino de Falces; una vez

a la derecha hasta encontrarnos

y cuarto.

hacia Monte Plano en el Plano seguimos

con el Oinez Basoa.

La vuelta se realiza por una send

a boscosa entre

encinas siguiendo las marcas inici

del Corral del Plano.

ales por la trasera

18


3 A R R O G VAL Valgorra

Paisaje de Valgorra.

19


S Valgorra

e trata de un paraje singular situado en el noreste de Tafalla, muga con Pueyo, Leoz y San Martín de Unx. Es un paisaje que nos acerca a la tipología más propia de la Valdorba. Hoy en día su aspecto está muy alterado y han desaparecido los bosques de encinas y quejigos que poblaban originariamente esta zona. En su lugar se han realizado plantaciones de pinares que alcanzan un buen porte. Según se desciende hacia el sur, pequeños campos de cultivo de secano, rodeados de carrascas y enebros, dan paso a las zonas bajas de cultivos de olivar y frutales. El terreno, muchas veces aterrazado, está flanqueado por muretes y antiguas construcciones de piedra.

Valgorra se encuentra rodeado de los términos de Valdelobos, Navilla, Juncal, Valgorra, San José, Mocellaz, Carravieja y Pozuelo. El barranco de Valgorra recoge las aguas de estos parajes y desemboca en el Cidacos a la altura de la Fuente del Rey. Se trata de una zona con una rica variedad de usos tradicionales y cultivos mediterráneos que comparten espacio con la naturaleza que poco a poco va recuperando su espacio. En los últimos años esta zona también ha sufrido fuertes agresiones como la instalación de aerogeneradores en sus cumbres y la construcción del Canal de Navarra. A todo esto se une, en la parte más cercana a la

Vista de Tafalla desde Valgorra.

20


ciudad, la autopista, la carretera y la vía del ferrocarril. Pese a todo esto, estas intervenciones se han producido en las partes más humanizadas y cercanas al núcleo urbano, pero el corazón de Valgorra sigue conservando sus valores tradicionales y no dejará de sorprender a quien visite estos parajes.

Valgorra

Valgorra es de una gran belleza paisajística, con sus bosquetes, setos, ribazos, espuendas y llecos que protegen de la erosión y de la desertización. La apicultura ha sido otra de las actividades destacadas por la abundancia de coscojas y chaparros junto a las plantas aromáticas como el tomillo, espliego y el romero. En este paraje todavía

Valgorra es un paraje modificado a través de los siglos por las personas que construyeron terrazas y muretes para proteger los cultivos de la erosión y de los vientos, así como para aprovechar la humedad. Además recoge un cultivo tradicional de piezas de secano cada vez más escasas donde se han cultivado viñas, almendrales y olivares. Estos cultivos leñosos afianzan la capa vegetal y protegen los terrenos de la desertización. Por sus valores agrícolas, paisajísticos y medioambientales revisten gran importancia y deben ser objeto de protección especial. Detalle de una abejera situada en el término de Tafalla.

Proyecto de recuperación La protección de las vías pecuarias de Navarra, valioso patrimonio cultural de caminos tradicionales de trashumancia, es competencia de Gobierno de Navarra, quien, por medio del Departamento de Medio Ambiente, las clasifica, amojona, amplía y establece. En función de esta facultad, en el otoño de 2016 determinó la necesidad de iniciar los trabajos de clasificación y reposición de los mojones deteriorados o desaparecidos de las vías pecuarias que atraviesan el término municipal de Tafalla. En concreto, se va a proceder a su clasificación como vía pecuaria a dos tramos de la cañada que entra por Valgorra (la Traviesa 9) y a la

reposición de los mojones deteriorados o desaparecidos en otros dos tramos de esta misma vía. Estos bienes de dominio público (inalienable, imprescriptible e inembargable) la mayor parte de las veces deben lidiar con intereses particulares, descrédito y poca sensibilidad por parte de algunos sectores y escasos recursos humanos y económicos para su protección. El proyecto que se va a acometer en Tafalla es una oportunidad para el desarrollo y para repensar entre todos los sectores implicados el destino y los posibles usos de las vías pecuarias en el siglo XXI.

21


perduran las ruinas de una importante abejera de piedra de 54 nichos, testigo de esta actividad de nuestros antepasados. También hay otras en diferentes términos, como en Valdelobos, aunque de menor importancia.

Valgorra

En Valgorra se encuentra el nacedero de la Fuente del Rey que fue aprovechado para abastecer de agua a la ciudad de Tafalla en la primera traída de aguas en 1845, lo que supuso un importante avance en la modernización de la ciudad. Su construcción es de piedra de sillería, de planta rectangular y puerta con dinteles y cubierta con grandes losas horizontales. Sería interesante la adecuación del terreno y la mejora de su conservación para que

Arquitectura rural: el gurrutxo de Valgorra En este término encontramos las ruinas de lo que antes fueron caseríos habitados por numerosas familias como el caserío Valgorra o del desaparecido caserío Pozuelo, que gozaron de gran vitalidad. También encontramos pequeñas construcciones que servían para uso de pastores y de cobijo en los días de tormenta. De entre estas destaca la cabaña del Gurrutxo de Valgorra, singular muestra de arquitectura rural restaurada en 2008. Se trata de una construcción de piedra de forma ovoidea situada en un peñasco en los altos de Guindilla. Desde ese lugar se aprecia el paisaje de monte bajo, las viñas, almendros y olivos. Esta restauración formó parte de un proyecto impulsado por el Ayuntamiento para la recuperación de la arquitectura rural de Tafalla.

las generaciones venideras también puedan disfrutar de este lugar.

Fuente del Rey.

Por Morcellaz pasa la cañada. En otros tiempos estas vías fueron muy importantes para la trashumancia del ganado. Hoy en día se encuentra en desuso, y su trazado se halla muy alterado por las infraestructuras existentes en esta zona y por actuaciones poco respetuosas de algunos sectores. Esta cañada atraviesa el casco urbano de la ciudad, toma el camino de Miranda, sigue por los términos de Planillo, Pumputiáin y Valditrés, enlaza con la carretera Estella entre el caserío la Sarda y Beratxa y ya en término de La Lagunilla, intersecciona con la Cañada Real de Tauste Andia en la Señalización de la cañada real en Tafalla muga con Larraga.

22


IN-CLASS ACTIVITY

Valgorra

Place on the Tafalla map the location of the described apiaries. What is the beekeeping? Which good-smelling flowers are related to it? Why is it important to alternate crops and resting phases of the land and its exploitation? Represent the different existing crops as well as terraces, walls and virgin lands and their utility in the traditional agriculture. What are cattle routes? What are they for? Take on a part of the drovers’ road. The objective of the activity is to get know and to think about how our older people lived and what was their relationship with nature.

ACTIVIDAD EN AULA Situar en el mapa de Tafalla la situación de las abejares descritas. ¿Qué es la apicultura? ¿Qué flora aromática la rodea? ¿Por qué es importante alternar los cultivos y las fases de descanso de la tierra y sus aprovechamientos? Representar los diferentes cultivos que existen así como las terrazas, muros y llecos y su utilidad en la agricultura tradicional. ¿Qué son las vías pecuarias? ¿Para qué sirven? Realizar un tramo de la cañada. El objetivo de la actividad es conocer y reflexionar sobre cómo vivieron nuestros mayores y cuál fue su relación con la naturaleza.

RECORRIDO

Fuente del Rey-Gurrutxo de Valg Duración: 3,5 km

orra-Fuente del Rey

Desnivel: 60 m

Itinerario: a la altura de la Fuente del Rey iniciamos nuestro recorrido y tomamos el cam ino central de Valgorra; a los veinte minutos tom amos un camino a la izquierda para ascender un peq ueño tramo de diez minutos por la falda de los mon tes de Guindilla; enseguida encontramos a la izqu ierda un desvío que nos lleva en cinco minutos a una pequeña senda a la derecha que nos deja en la propia cabaña.

23


4 O S A S L E Z I A R A CAND A D R A S LA El Saso

Candaraiz La Sarda

El Saso, con un paisaje tĂ­picamente estepario.

24


E

s la parte más occidental del término municipal. Muga al norte con Artajona, Larraga y Berbinzana, al sur con Olite y al oeste con Miranda de Arga y Falces. Dividido en tres partes, al norte la Sarda, en el centro Candaraiz y al sur el Saso, tiene una superficie de 3.625 ha, la gran mayoría de ellas de terreno comunal.

El Saso Candaraiz La Sarda

Ovejas en Candaraiz.

Probablemente sea el paraje más transformado del municipio y aquí se agrupa la mayor parte de las tierras de comunal de cultivo de Tafalla. El terreno, en su mayoría, está roturado, parcelado y distribuido en lotes cuyo aprovechamiento entre los agricultores y agricultoras de Tafalla se realiza cada 8 años. Con la llegada del Canal de Navarra, 384 ha han sido transformadas en regadío. La importancia agrícola de las parcelas de cultivo de la Sarda, Candaraiz y Saso es de tal magnitud que ha contribuido decisivamente al mantenimiento de la población activa agrícola de Tafalla a través de los siglos. Incluso

hoy en día permite la supervivencia de una economía y cultura rural. A principios del XX se produjo un intento de privatización del comunal que culminó en el año 1908 con grandes disturbios, pleitos y presiones que consiguieron el retorno de la mayor parte de lo privatizado a su anterior forma de aprovechamiento por el común de los tafalleses y tafallesas. Su paisaje es típicamente estepario, salpicado de promontorios o colinas con restos de su vegetación original de coscojas, carrascas y matorral mediterráneo. A ellos se han añadido diversas repoblaciones de pinos. Entre los cabezos, el paisaje es de tierras de labor en cultivos extensivos de secano. La siembra de cereal se realiza con el sistema de año y vez, es decir, un año se siembra y al siguiente se deja barbecho, con objetivo de que la tierra descanse y para que paste el ganado.

25


El Saso Candaraiz La Sarda

El aprovechamiento de aguas y hierbas por parte del ganado está en franco retroceso. Actualmente son dos familias de pastores las que mantienen rebaño y corralizas. En el Saso encontramos corralizas del común y caseríos como el de Gregorio el Grande, Gregorico, el Zorrico, de la Chiquitina, de Manuel, o de Navascués. Estos caseríos estuvieron habitados por familias tafallesas hasta la década de los cincuenta del pasado siglo XX, años en los que la economía y cultura rural era predominante en Tafalla. Existe una red de barrancos que recogen el agua de lluvia, como el Barranco del Saso, el barranco de Candaraiz y el barranco de Valditrés que tienen salida al río Arga. En este último encontramos una cantera de yeso abandonada. En el inicio del barranco hay un manantial denominado la fuente de Valditrés. Al borde de la carretera se halla también el Caserío de la Sarda. En el Saso está el picacho de Moncayuelo. Se trata del límite sur del campo tafallés en la muga con Falces. La cañada Real de Tauste recorre estos términos de norte a sur pegada al límite occidental del término tafallés. Esta cañada fue restaurada en 2016, aunque prácticamente ha perdido su actividad ganadera trashumante.

El Saso sigue conservando actividad ganadera trashumante.

Hasta principios del siglo XXI la estampa de Saso y Candaraiz era la de campos de cultivo, verdes y rebosantes de vida en primavera por campos semidesnudos amarillos y agostados tras las cosechas en otoño temprano. Hoy en día ese contraste es diferente en la zona que se transformó en regadío, ya que los cultivos de maíz reverdecen los campos de forma sorprendente en los meses de estiaje en esta latitud, de influencia típicamente mediterránea.

Avutarda La avutarda es un ave que, en Navarra, está considerada legalmente como una especie en peligro de extinción. Es el ave voladora más pesada del mundo. En Navarra apenas quedan unas pocas decenas de ellas que se mueven en los terrenos esteparios que van de Tafalla a Lerín. Por eso se han puesto en marcha planes de recuperación que poco a poco van dando sus frutos.

Gran parte del Saso se encuentra catalogado como zona de conservación prioritaria para la conservación de la fauna esteparia en Navarra porque reúne las condiciones idóneas para que prospere la fauna asociada a estos paisajes. Por este motivo en 2011 se firmó un convenio de colaboración, entre el Departamento de Desarrollo Rural y Medio Ambiente y el Ayuntamiento de Tafalla, para la adopción de una serie de medidas encaminadas a la mejora del hábitat para la avifauna ligada a los agrosistemas de secano de la zona del Saso y Candaraiz, en el término municipal de Tafalla. El convenio establecía una franja perimetral de 2

26


El Saso Candaraiz La Sarda

metros de anchura en todos los lotes de parcelas (191 en total, con una superficie media de 6,8 hectáreas), en los que no se realizaría ningún tipo de laboreo, cultivo o tratamiento. Esta intervención en el manejo del paisaje del medio agrícola garantizaría la conservación de avutardas, sisones, alcaravanes, ortegas, gangas, perdices, no hace tanto tan abundantes y habituales en nuestro paisaje, hoy seriamente amenazadas, para que junto a conejos, liebres y zorros los veamos enseñorearse de esta parte del territorio para disfrute de todos y todas. Desafortunadamente, el convenio no se llevó a cabo debido a la crisis económica. En 2017 arranca otro proyecto en el que se van a reservar sin cultivar ni pastorear varias piezas del lote comunal (cerca de 18 hectáreas) con el mismo fin de recuperación y conservación de aves esteparias, en concreto la población de avutardas.

La zona esteparia del Saso es una pequeña joya natural desconocida incluso para muchos tafalleses y tafallesas, con unos valores medioambientales peculiares y que contribuyen a la gran variedad de paisajes del término municipal de Tafalla. Dólmenes ubicados en Candaraiz.

Paseo arqueológico por Candaraiz

Detalle de las marcas en el trabajo que realizaban los canteros.

En la zona de Candaraiz se encuentran identificados numerosos restos arqueológicos de diferentes períodos históricos, desde el eneolítico hasta época moderna; algunos de ellos pertenecen al patrimonio arqueológico de Navarra y otros tienen un valor más local. La iniciativa que se plantea en esta guía sería unificar todos estos elementos en forma de recorrido señalizado con paneles explicativos para que todos los vecinos y vecinas conozcan esta riqueza que ahora permanece ignorada para la gran mayoría. La propuesta se centraría en los siguientes elementos, todos ellos situados muy cerca unos de otros con lo que sería fácil plantear un recorrido que los uniera:

• Dos dólmenes o cistas de la edad del bronce (existe otro dolmen identificado muy cerca, en término de Larraga). • Dos alineaciones de lajas del eneolítico. • Dos pozos o aljibes de época indeterminada. • Numerosas abejeras de época indeterminada aunque se supone modernas. • Numerosos restos de explotación de cantera de la famosa piedra de Tafalla de diferentes épocas (desde época romana hasta épocas recientes).

27


IN-CLASS ACTIVITY

ACTIVIDAD EN AULA El Saso Candaraiz La Sarda

¿Qué son las cañadas? ¿En qué consiste la práctica de la trashumancia? ¿Por qué están en retroceso estas prácticas tradicionales?

What drovers’ roads are? What does transhumance consist of? Why are these traditional practices in decline? Are there any species and spaces differences in the described landscapes? Which ones do you think are the richest ecosystems? Which the poorest ones?

¿Existen diferencias de especies y espacios entre los diferentes paisajes descritos? ¿Cuáles crees que son los ecosistemas más ricos? ¿Y los más pobres?

Un paseo por la Cañada Real RECORRIDO

Monte Plano-Moncayuelo-CañadaLongitud: 20 km

Caserío La Sarda

Desnivel: 200 m

Itinerario: en el kilómetro 2 de la carretera de Tafalla a Miranda de Arga, situamos su inici o, por el camino del Raso que nos lleva al Monte Plan o, para coger a continuación el camino del Caserío de la Chiquitina; continuamos por el camino que cond uce al caserío de Navascués hasta Moncayuelo don de nos encontramos con la Cañada. Seguimos la Cañada en dirección noroeste y nos lleva hasta la carr etera de Miranda de Arga (16 Km). Cruzamos la carreter a y siguiendo la Cañada continuamos por Candara iz hasta el caserío de la Sarda donde finalizamos.

· Las cañadas actualmente sirven también para la práctica del senderismo, cicloturismo o actividades pedagógicas por constituir verdaderos pasillos ecológicos en los espacios agrarios. · Proponemos un recorrido en bici por la Cañada Real de Tauste a su paso por el término de Tafalla en dirección noroeste, adentrándose por tierras raguesas en su camino hacia la sierra de Urbasa-Andia.

28


Romerales

5 S E L A R E ROM JUNCAL A X T A R BE Juncal

Beratxa

Laguna del Juncal.

29


I Romerales Juncal Beratxa

Torre Beratxa.

ncluimos aquí los términos de Tamarices, Beratxa, Valditrés o Valdetares, Romerales y Pumputiáin por tener características similares. Estos parajes se encuentran al oeste del casco urbano y a grandes rasgos están delimitados por las carreteras de Estella y Miranda de Arga. Es un paisaje en su mayor parte llano salpicado de colinas y cabezos con pinos alepos de repoblación, la gran mayoría ya maduros. También los matorrales mediterráneos están presentes en buena parte de estos términos. En los últimos años la gran mayoría de los cultivos existentes se han convertido a regadío, si bien, todavía quedan zonas de cultivos de secano. La combinación de bosquetes con cierta elevación, más o menos maduros, junto con barrancos suaves, campos de cultivo y matorral mediterráneo, hacen de estos lugares espacios donde la fauna puede desarrollarse junto con las actividades humanas.

Son suelos pobres y la formación vegetal natural más característica es el romeral. Su conservación es de vital importancia ya que su desaparición sería el paso previo a la desaparición del suelo fértil. Junto al romeral, conviven la aulaga, el tomillo, la lavanda o el espliego. Tanto el romeral como el resto de matorral deben ser respetados, ya que frenan la erosión del suelo, sobre todo, en suelos tan pobres. En buena parte del paraje de Romerales, Juncal y Beratxa se conservan ecotonos o ribazos, lugares donde la pequeña fauna encuentra refugio y alimento, así como espacio para su supervivencia. Estos lugares son fundamentales para multitud de especies, algunas bien conocidas como la perdiz y el conejo o el zorro y otras menos conocidas, como la culebra de escalera o la comadreja. Es en esta zona donde se encuentra la torre de Beratxa rodeada de pinos y bien visible desde la carretera a Estella. Lugar muy emblemático para las gentes tafallesas. Este motivo histórico se construyó para telégrafo óptico en 1846, según el sistema inventado por el ingeniero guipuzcoano Mathé Aranguren, director de obras de la red telegráfica Madrid-Irún. Tiene 5,50 m de lado y es rectangular. Su estado de conservación es mejorable. Su restauración y fácil acceso permitiría un buen disfrute del entorno de propios y turistas. En Alsasua se conserva una construcción similar.

30


La laguna del Juncal

Romerales Juncal Beratxa

Laguna del Juncal.

Es la laguna endorreica más septentrional de la Península Ibérica. Ocupa una extensión de 2,5 hectáreas aproximadamente y profundidad no superior a un metro. Es una zona húmeda que ha evolucionado de manera natural hacia una condición anfibia, alimentándose de las aguas de escorrentía de las colinas que la circundan y de un pequeño manantial procedente de las terrazas cuaternarias próximas. El Juncal es una balsa muy colmatada de fondo plano, prácticamente invadida por el carrizal. Entre sus aves nidificantes se encuentran zampullín chico, ánade real, rascón europeo, gallineta común, focha común y la garza real de la que podemos llegar a ver más de 100 ejemplares y decenas de nidos. Durante la invernada se dan cita en el Juncal zampullín chico, ánade real, cerceta común y los aguiluchos laguneros y pálidos. Debido al carácter tan salino de sus aguas, no hay peces.

Viñas en Romerales.

La futura construcción de un observatorio en la laguna, así como el ya clausurado vertedero de Romerales, contribuirá a un mayor disfrute y conservación de este enclave, joya natural de Tafalla. Mientras esto no suceda, el mejor lugar para observar la laguna es el camino asfaltado que daba acceso al antiguo vertedero de Romerales. La elevación del terreno en este lugar ofrece unas vistas inmejorables aunque para observar la fauna es imprescindible dotarse de prismáticos. La laguna del Juncal, desde el año 2016 está catalogada como Zona de Especial Conservación y forma parte de la Red Natural 2000, red europea de espacios naturales destinada a garantizar la supervivencia de las especies y sus hábitats, y que constituye el principal instrumento para la conservación de la naturaleza en la Unión Europea. La laguna se encuentra invadida por el carrizal, que se sumerge a escasa profundidad pero que puede alcanzar gran altura, tamaños superiores a los dos metros, formando un cinturón importante como refugio y lugar de reproducción de muchas especies animales. Especial cuidado debemos tener en la conservación de esta laguna ya que la intervención de la actividad humana (abonos químicos, laboreos de tierras, quema de carrizos) puede afectar a esta zona tan sensible.

31


Laguna de Romerales

Romerales Juncal Beratxa

Existen en el término municipal otras lagunas más pequeñas y menos conocidas, rodeadas de vegetación palustre, y con fauna ligada al medio. A 1 km de la del Juncal por el oeste, nos encontramos con la laguna de Romerales, que debido a su poca profundidad se seca en verano, haciendo aflorar el salitre del terreno. Es lugar visitado por el ganado y otros animales de la zona como los jabalíes. Esta laguna forma una unidad con la del Juncal y las aves van y vienen de una a otra.

Lagunilla de Cascarruejos Entre estas otras lagunas, destaca también la de Cascarruejos. Situada entre los términos de La Sarda y Candaraiz, es una laguna endorreica que, como su vecina del Juncal, se forma con agua de lluvia. Hace cincuenta años, el ayuntamiento decidió drenar este enclave natural, situado en terreno comunal, para convertirlo en tierra de labor. Para ello, fue instalado un sistema de drenaje que dirigía el

Lagunilla de Cascarruejos.

Laguna de Romerales.

agua acumulada hacia una salida artificial. En el año 2009 la zona desecada fue retirada de los lotes que se adjudican a los agricultores para su cultivo. De manera natural la laguna poco a poco se fue recuperando e inundó la parcela, evidenciando su carácter de zona lacustre. Ante esto, en el año 2011 el mismo ayuntamiento decidió eliminar el sistema de drenaje, cerrar la salida artificial que creara hace medio siglo y posibilitar que el enclave recuperara sus características originarias. Tras los trabajos de acondicionamiento llevados a cabo, hoy se puede disfrutar de una balsa en diferentes alturas que garantiza que siempre haya agua: si el año es lluvioso, el agua cubre una superficie en torno a 4 o 5 ha; si es muy seco se asegura que, al menos, en la zona más profunda, el agua, y por tanto la vida, se mantenga todo el año. En el entorno de la lagunilla, se ha creado un bosquete con vegetación asociada a este medio natural (encinas, tamarices, etc.). Sería deseable la instalación, con una mínima inversión, de un observatorio de aves por la idoneidad del lugar y como manera de seguir preservándolo, cuidándolo y poniéndolo en valor.

32


ACTIVIDAD EN AULA

Romerales Juncal Beratxa

· La observación de las aves, con guías, prismáticos y telescopios desde una distancia adecuada para evitar molestias a la fauna, puede hacer las delicias de propios y extraños de todas las edades. Descubrir por turnos el trasiego de la gran cantidad de aves que habitan la laguna y sus zonas anejas en cualquier época del año, realizará una puesta en valor del ZEC laguna del Juncal para todos los visitantes. La creación de un observatorio con paneles explicativos puede acercar a todo tipo de públicos a conocer esta joya natural que alberga el municipio. · Esta actividad se puede desarrollar también en las lagunas de Cascarruejos y Romerales.

IN-CLASS ACTIVITY

· Se puede realizar una aproximación a la ciencia, al método científico con descripciones de las diferentes especies y sonidos que pueden detectarse en el humedal. Será de gran interés comprender el nicho ecológico que ocupa cada especie en el ecosistema lagunar.

· Bird watching with guides, binoculars and telescope from an appropriate distance in order to avoid any unnecessary disturbance to the fauna, may bring joy to people of all ages. To discover in turns the activity of the large numbers of birds that live in the pool and surroundings at any time of the year will make possible the enhancement of the Special Area of Conservation (SAC) Laguna del Juncal to all visitors. Setting up an observatory with information panels can bring this natural treasure of the municipality closer to all audiences. · This activity can be developed in Cascarruejos and Romerales pools too. · An approach to science can be done, to the scientific method with descriptions of the different species and sounds that can be detected in the wetland. It will be of great interest to understand the ecological niche that each species take up in the lagoon ecosystem.

33


La Nava Valmayor Valmediano

6 A V A N A L R O Y A M VAL O N A I D E VALM

Senda en Valmediano.

34


N La Nava Valmayor Valmediano

Vista de Tafalla desde Valmediano.

os dirigimos ahora a la parte suroccidental del término municipal, entre la carretera a San Martín de Unx y el río. Además de estos términos encontramos los de Tomillar, Pontarrón, Las Pozas, Cascajos, Lezkal, Solríos, Falconera, Valmediano, Santa Marina, Solcanto y Morreta. Son tierras dominadas por cantos rodados y por piezas pequeñas en ocasiones escalonadas hasta las tierras irrigadas dominadas por huertos en la vega del Cidacos. El paisaje, en su mayor parte llano, está dominado por los cultivos mediterráneos de viña, almendro y olivar que en otros tiempos se cultivaban especialmente en terrenos pedregosos y en tierras soleadas y bien ventiladas. En 1902 los cultivos de la vid se vieron arrasados por la plaga de la filoxera. También encontramos fincas de cereal.

Su red de caminos confluye junto al río Cidacos, donde la toponimia nos habla de la abundancia de carrizo o lezka. Las piezas pequeñas, con cultivos diferentes y con alternancias de viña, almendral y olivar con huertos, con zonas en barbecho o semiabandonadas. También el matorral es un hábitat ideal para la reproducción de pequeñas aves como currucas, escribanos y en zonas más abiertas con arbolado disperso, fringílidos, verdecillos, verderones, jilgueros y pardillos que en invierno se juntan en grandes bandos que pueden alcanzar cientos de ejemplares. El río funciona como un corredor de la fauna entre los diferentes ecosistemas. A la caída de la noche, tejones, zorros, garduñas, visones, etc. abandonan sus refugios para recorrer sus dominios entre las diferentes parcelas y realizar mediante su actividad de caza un mantenimiento de las poblaciones de roedores y contribuir al equilibrio del resto de las especies animales. Entre los términos de Valmayor y Solcanto nos encontramos con las antiguas canteras de Santa Marina, con su yacimiento de yeso y cuarcita, explotado al menos desde la Edad Media. En la actualidad estos términos están colonizados en su gran mayoría por pino carrasco, salvo en su cara oriental, en la que domina el bosque arbustivo mediterráneo de coscojas, enebros, romeros, etc. En Valmayor, en su parte más baja, es habitual que el terreno se inunde con el agua de lluvia hasta formar un auténtico humedal estacional que es visitado por numerosas especies de aves ligadas al medio acuático.

35


El poblado de la Edad de Hierro de Valmediano

La Nava Valmayor Valmediano

Cima y punto geodésico de Valmediano.

En término de Valmediano se encuentra el castro de la Edad de Hierro de Valmediano, abandonado hacia el siglo I a. C., y del que todavía son visibles partes de su muralla defensiva, así como del foso que lo circundaba. Se han encontrado abundantes restos arqueológicos de naturaleza cerámica y molinos de mano. Entre los primeros destacan los fragmentos de cerámicas manufacturadas así como otras hechas a torno, de tipología celtibérica. El arqueólogo Javier Armendáriz Martija, autor de la publicación De aldeas a ciudades: el poblamiento durante el primer milenio a.C. en Navarra, respecto a este yacimiento indica que el castro se mantiene muy bien, dado que su estructura interna bipartita como las defensas artificiales que despliega no están afectadas por mayores alteraciones naturales o antrópicas. El primer recinto, que antaño estuvo cultivado, actualmente no se explota agrícolamente, lo que permite mantener su matriz estratigráfica en un estado aceptable. Peor pronóstico tiene el segundo recinto, pues en la actualidad es un campo de cereal objeto de roturaciones periódicas, lo que le viene ocasionando pérdidas patrimoniales difíciles de asumir. El foso también se halla cultivado de cereal, aunque en este caso no hay riesgo de merma estratigráfica pues se encuentra colmatado de tierra por tratarse de un área topográficamente deprimida que ha recibido aportes sedimentarios en los últimos siglos.

El mismo autor señala la existencia de otros castros en la zona como el del Gerón en el término del mismo nombre, a 2 km del de Valmediano, el de Falconera, a 1,6 km, y el del Cerro de Santa Lucía en el casco urbano, este último completamente destruido.

Poblado en Valmediano.

Romeros.

36


ACTIVIDAD EN AULA La Nava Valmayor Valmediano

¿Por qué a la vid, al olivo y al almendro se les define como cultivos mediterráneos? ¿Dónde se encuentra el límite de producción de estos cultivos en nuestra zona? ¿Qué productos se obtienen de sus frutos y cuáles son los usos de cada uno?

RECORRIDO

Tafalla-Poblado de Valmediano-T afalla Longitud: 3 km Desnivel: 50 m

Itinerario: el camino más corto se inicia en el km 37 de la carretera de San Martín de Unx NA-132. De este punto sale una pista en dirección sur que nos acerca a un pinar. A un km de la carreter a, cuando llegamos a los primeros pinos, sale otra pist a en ascenso hacia la izquierda bordeando el pinar. A 400 metros de este cruce, en una curva a la izquierda, encontramos una pequeña senda a la derecha que nos acerca al punto más elevado del cerro. El camino no es claro pero no hay pérdida. Nos dejamos lleva r por la intuición para alcanzar el punto más alto don de se encuentra el castro de la Edad del Hierro. La muralla que lo circundaba todavía es visible en el límite con el pinar.

IN-CLASS ACTIVITY Why the vine, the olive tree and the almond tree are defined as Mediterranean cultivation? Where is the production limit of these crops in our area? What products are been obtained from their fruits and what are their uses?

37


El río Cidacos

7 S O C A D I C O Í R EL

Río Cidacos a su paso por Tafalla.

38


El río Cidacos

Presa Ereta.

E

l río Cidacos nace de las regatas y arroyos que descienden de la sierra de Alaitz, crece en la cubeta valdorbesa y se adentra en el término municipal a través del congosto o paso estrecho del río, dando nombre por extensión al fértil regadío de Congosto. Tras recorrer 8 km en nuestro término municipal, sigue su camino hacia el sur, desembocando posteriormente en el río Aragón, en Traibuenas.

Sus características son muy singulares ya que se trata de un río muy encajonado. Hay que asomarse hasta la orilla misma para descubrir sus secretos, que son muchos. Debido a que en la mayor parte de su trazado existe un escalón considerable, se trata de un río que vive ajeno al tránsito de las personas. Este hecho permite el desarrollo de la fauna de una forma tranquila. Conocer el río y los lugares desde donde observar sin ser observado permi-

39


El río Cidacos

tirá a quien aquí se acerque conocer el hábitat del visón europeo (especie en peligro de extinción) nutria, castor… y una gran diversidad de aves: picos picapinos, herrerillo común, carbonero común, agateador común, etc., así como todas las aves ligadas al medio acuático. El río Cidacos tiene una dinámica fluvial de ambiente mediterráneo con estiaje acusado y épocas con lluvias intensas que provocan avenidas importantes según los años. Durante siglos ha regado las tierras fértiles de sus vegas, huertas y campos de cultivo de amplias variedades de hortalizas y frutas.

Como todos los ríos del territorio foral, en los últimos 20 años se ha podido recuperar la calidad de sus aguas, tras la entrada en vigor de la legislación europea en materia de depuración de aguas residuales y pluviales que ha obligado a un saneamiento eficaz. Tras la recuperación de las aguas, muchas especies de animales han podido ver incrementadas sus poblaciones. Un ejemplo muy claro es la nutria paleártica, con amplia presencia en el término municipal de un tiempo a esta parte. Sería muy deseable trabajar por devolver el ámbito del dominio público hidráulico, no vallar como terreno propio los márgenes del río que son de todos y todas y restaurar los bosques de ribera o sotos y la vegetación de estas zonas propias del río. También sería interesante la adecuación de un paseo fluvial que uniese Tafalla con Pueyo y Olite. Este tipo de actuaciones deberían realizarse cuanto antes y no tenemos duda de que serán muy apreciadas por la sociedad en un futuro próximo. Estas medidas depuran el agua mediante la filtración, oxigenan el agua mediante el sombreado y la bajada de la temperatura y crean zonas de frescor y lugares apacibles para el paseo y contemplación de la belleza que la naturaleza y sus seres vivos poseen en sí mismos. Tafalla recuperaría una parte importante de su río Cidacos.

Herrerillo. Presa Rekarte.

40


El río Cidacos

ACTIVIDAD EN AULA Una práctica de gran interés es la de conocer los parámetros físico químicos de las aguas antes de su paso por Tafalla, en la propia Tafalla y aguas debajo de la ciudad. Tomando muestras del agua con un equipo sencillo se pueden realizar prácticas interesantes del estado de las aguas y lograr mejorar estos parámetros con la colaboración de los entes gestores y los colectivos sociales locales. La óptima calidad de las aguas de un río favorece la salud del ecosistema y por tanto de sus habitantes, tanto personas como animales y plantas.

IN-CLASS ACTIVITY A practice of great interest is to get to know the physical and chemical parameters of the water before crossing Tafalla, in Tafalla and water below the city. Interesting practices can be done taking samples of water with simple equipment, the water status can be analysed and parameters can be improved with the collaboration of managing bodies and local social groups. The optimal quality of the water favours ecosystem´s health and therefore the health of its inhabitants, both people and animals and plants.

Toma de muestra de agua Parámetros: turbidez, dureza (CaO3), nitratos, temperatura, pH, demanda biológica de oxígeno, presencia/ausencia de macro invertebrados. Todos estos parámetros nos dan pie a hablar sobre el sombreado-asoleamiento del cauce y de los fondos, de la presencia de especies bioindicadoras, de los productos que se emplean en agricultura, de la presencia-ausencia de ciertas especies de plantas y animales, etc. Es posible evaluar y dibujar la cobertura vegetal de un punto o tramo del río. Así como establecer medidas de interés para su conservación o potenciación.

Detectives en el río ¿Sabes qué especies de fauna viven en el río junto a nuestros hogares? En un punto concreto (a elegir por el profesorado) investigar si se observan restos o rastros de presencia de especies. Describe 3 rastros de 3 especies diferentes que habitan el río Cidacos en Tafalla. Especies que lo habitan: visón europeo, nutria paleártica, castor europeo, pico picapinos, milano negro, martín pescador.

41


El comunal

8 L A N U M El CO

Terrenos comunales.

42


El comunal

L

os bienes comunales son aquellos que pertenecen al común de los vecinos y vecinas. No son de nadie en particular sino que son de todos. Nadie puede apropiarse o disponer de ellos a su antojo. Los bienes comunales son, por su naturaleza, indivisibles, inalienables, imprescriptibles e inembargables. Es decir, no pueden dividirse, tampoco venderse o cederse, nunca prescribirán o perderán su validez y no pueden ser embargados. Su utilización está regulada por una normativa especial que dice cómo se puede disfrutar de estos bienes. Solo en caso de extrema gravedad o justificado por el interés común, se puede llegar a vender o permutar alguna finca de comunal. La historia y economía de Navarra y Tafalla no pueden entenderse sin este patrimonio comunal. Su origen está en la sociedad colectivista de la antigüedad y

ha llegado hasta nuestros días gracias a nuestros antecesores que lucharon contra su privatización. Hasta hace apenas unas pocas décadas Tafalla era una localidad eminentemente rural con prácticamente toda su población dedicada a la agricultura y ganadería. Es fácil entender la importancia histórica que ha tenido el comunal ya que todos los agricultores podían disponer de tierras de labor para trabajar lo que ha permitido la existencia y mantenimiento de la población agrícola y de la economía rural hasta la actualidad. Además de los cultivos, los pastos eran comunales, había rebaños concejiles y por lo tanto carnicería concejil. Las dulas permitían a los vecinos el pasto gratuito de cabras, vacas y bueyes. Todo era comunal.

Terrenos comunales.

43


El comunal

En el siglo XIX y principios del XX el comunal sufrió numerosos ataques e intentos de privatización. La abolición de los Fueros, la implantación de leyes desamortizadoras y las sanciones de guerra a los pueblos, permitieron legalmente que muchos bienes comunales fueran forzosamente vendidos y comprados por los terratenientes locales (llamados legitimadores). Siguieron roturando los terrenos, talando arboles y construyeron nuevos caserios en terrenos comunales. Pero el pueblo tafallés conocía sus derechos y se rebeló contra esta usurpación con una serie de grandes movilizaciones: recogida de firmas, manifestaciones, algaradas, enfrentamientos, protestas. Varios vecinos fueron encarcelados, etc. pero no cedieron y finalmente consiguieron que los 80 grandes “legitimadores” devolvieran la tierra al común de los vecinos para su aprovechamiento entre toda la vecindad. Es una de las victorias mas sonadas del movimiento comunalero navarro. Gracias al tesón y sentido ciudadano de la población hoy día más de la mitad de todo el término de Tafalla sigue siendo comunal.

En la actualidad Tafalla dispone de 2.500 hectáreas de comunal dedicado a la agricultura y 2.200 hectáreas de comunal dedicado a terreno forestal (arbolado, matorral, pastos…). Todo este terreno es administrado por el Ayuntamiento en nombre de los vecinos y vecinas pero, como hemos dicho, no es terreno propiedad patrimonial del ayuntamiento. Son los agricultores y agricultoras quienes hacen uso prioritario del aprovechamiento de los lotes de terrenos comunales cultivables, tanto en secano como de los terrenos recientemente transformados de secano a regadío por las aguas del Canal de Navarra. Lo hacen a cambio de un canon que pagan al ayuntamiento y por un periodo determinado que se renueva cada ocho años. Su disfrute implica también la práctica de auzolan para arreglo de los caminos. La parte de terreno comunal forestal también ha tenido mucha importancia histórica. En esos terrenos, los tafalleses tenían derecho a leña, a las hierbas y aguas para el ganado, a la caza y pesca, a extraer grava, piedra, yeso o cal, a antiguos empleos del junco o el esparto; a la recogida de moras, setas o arañones, a colocar colmenas, a cobijarse en casetas y caseríos, a usar las fuentes, caminos, cañadas… Lógicamente muchos de estos usos ya han pasado a la historia pero otros siguen plenamente vigentes. Además se han añadido otros nuevos relacionados con la sociedad actual como usos deportivos y recreativos. Sin embargo hoy día la contribución del comunal al cuidado del medio ambiente, de la biodiversidad paisajística, mejora del hábitat para la fauna y flora, es imprescindible. De todo ello depende nuestra salud y es de capital importancia para que las generaciones venideras puedan disfrutar de un entorno habitable.

44


El comunal

IN-CLASS ACTIVITY

ACTIVIDAD EN AULA

What auzolan is? What works and tasks can be done in auzolan? What is the value of the woodland of Tafalla being almost 100% communal? Did you know that outside Navarra most of the mountains are privates and that it is not allow to go through them freely?

¿Qué es el auzolan? ¿Qué trabajos o labores se pueden hacer en auzolan? ¿Qué valor tiene que casi el 100% del arbolado de Tafalla sea comunal? ¿Fuera de Navarra sabías que la mayor parte de los montes son privados y no se puede transitar por ellos libremente?

45


El comunal

9 S A Z A N AME O I N O M I AL PATR A L L A F A T DE

Canal de Navarra a su paso por Tafalla.

46


Amenazas al patrimonio de Tafalla

E

l término municipal de Tafalla ha sufrido innumerables afecciones medioambientales en el último medio siglo. La localización geográfica de nuestra ciudad y la cercanía a Pamplona han provocado que soportemos un sinfín de infraestructuras que dan servicio a toda Navarra (canal, autopista, carreteras, ferrocarril, líneas eléctricas, gasoductos, aeródromo, parques eólicos...). Estas infraestructuras tienen unas consecuencias ambientales y pueden causar grandes perjuicios, como es el caso del incendio del verano de 2016 provocado desde la autopista o la que podríamos llegar a padecer si se construyera el Tren de Alta Velocidad tal y como está planteado.

Pero las afecciones no solo nos han venido de fuera. Los tafalleses también hemos maltratado nuestro medio ambiente: roturación del Plano, talas, vertedero del Plano, desaparición de isletas y espuendas, apropiación del comunal, contaminación por excesivo uso de agroquímicos, poco respeto por el patrimonio, etc. Afortunadamente la sensibilización social a favor del medio ambiente ha mejorado mucho en los últimos tiempos pero también es cierto que cada vez vivimos más de espaldas a nuestro patrimonio natural. De alguna manera podemos decir que muchos vecinos y vecinas

Líneas de alta tensión en Busquil.

47


Amenazas al patrimonio de Tafalla

han perdido su vinculación con el mundo agrícola, con los campos y bosques que nos rodean, que desconocen toda la riqueza que atesora el término municipal de Tafalla. Por eso es tan importante conocer nuestro entorno porque quien lo conoce lo defiende. Pese a todas las vicisitudes pasadas, Tafalla sigue conservando unos destacados valores medioambientales. De los bosques de encinas y quejigos a la estepa del Saso. De nuestras lagunas al río. El paisaje de bocage, el Monte Plano, los pinares, el paisaje agrario, las construcciones rura-

La autopista en Tafalla.

les, el patrimonio arqueológico… Un gran número de paisajes y ecosistemas distintos que albergan una rica fauna y flora que están ahí por descubrir por muchos de nosotros. Cada vez son más las personas que disfrutan, entienden, necesitan y cuidan el entorno natural en el que hemos crecido. La labor de educadores, gestores y profesionales del campo es hacer llegar la belleza, la riqueza, la utilidad y la responsabilidad de su conservación a las generaciones venideras. Mientras tanto, disfrutemos de lo que tenemos y mejoremos lo que podamos.

Líneas de alta tensión.

Molinos.

48


10 A R U T C E T ARQUI RURAL

CaserĂ­o de Gregorio el Grande.

49


Arquitectura rural

Caserío Fernández.

U

n paseo por cualquiera de los términos del campo de Tafalla nos lleva a encontrarnos con diferentes construcciones rústicas pertenecientes a otra época y a otra forma de vivir y trabajar. Levantadas para que sirvieran al desarrollo de su principal actividad, la agricultura y ganadería. Fueron construidas por nuestros predecesores con sencillas pero eficaces técnicas de orientación espacial, utilización de materiales básicos del entorno como el barro y la piedra, y su adecuación climática. A base de esfuerzo, voluntad e imaginación consiguieron realizar un trabajo bien hecho que ha perdurado hasta nuestros días. Entrañable legado que despertará nuestra curiosidad e interés y su conocimiento nos permitirá apreciar este extraordinario patrimonio rural desconocido por buena parte de la vecindad. Caseríos, corrales, abejeras, fuentes o pozos. Estas construcciones de usos variados forman parte del paisaje. La mayoría son comunales, otras son de propiedad privada. El paso del tiempo y la falta de mantenimiento han hecho que algunas se hayan dejado caer y otras se mantienen e incluso se han rehabilitado. Sirvieron, y todavía lo siguen haciendo, para ofrecer cobijos donde guarecerse, albergar aperos de labranza, encauzar fuentes y abrevaderos, ofrecer un hogar a las abejas o al ganado y, por supuesto, levantar viviendas. La gran mayoría están orientadas al sur, con alturas nunca superiores a planta baja más un piso. Edificaciones sencillas con el uso de la piedra como elemento característico y con la falsa bóveda y el arco como elementos habituales. Algunas de estas edificaciones son verdaderos monumentos culturales y joyas arquitectónicas que deben protegerse y preservarlos para uso y disfrute de vecinos, vecinas y visitantes.

Caseríos Son casas en el campo que tienen dependencias y fincas rústicas. En Tafalla debieron de existir desde tiempos antiguos diseminados por el término. La cerámica descubierta en una finca de Busquil parece confirmarlo. La mayor parte de los caseríos actuales datan del siglo XIX, muchos de ellos reconvertidos en corrales. Entre los más conocidos destacamos: El de Pozuelo. Habitado desde tiempo inmemorial, en 1963 la familia Goñi Sarasa lo abandonó definitivamente y en los años 80 las palas lo derruyeron totalmente, no dejando ni rastro del mismo. Este caserío era considerado como una joya de arquitectura bioclimática. El de Fernández, situado en Valmayor. Es un complejo de edificios y naves reconvertidos en granja; dispone de una balsa en su lado norte y es de propiedad particular. El de Solríos, también conocido como de Aldaz; tiene dos plantas, puerta de arco de medio punto y balcón central; se mantiene en pie y es propiedad de esta familia. El del Monte, situado en Busquil. De propiedad particular, bien conservado y rodeado de balsas para el ganado. El de la Chiquitina. Situado en El Saso, pertenece al comunal. Dispone de un edificio destinado a vivienda y corrales para el ganado. El de Gregorio el Grande. Situado en El Saso, pertenece al comunal y se utiliza como corral. En este caserío se encuentra el pozo redondo; de planta circular está considerada como una de las construcciones rurales más monumentales.

50


Pozo redondo y balsa en el caserío de Gregorio el Grande.

Arquitectura rural

Corral del Plano.

El de Gregorico. Situado en El Saso, pertenece al comunal. La parte destinada a vivienda ha desaparecido en la actualidad. Tiene usos ganaderos. Los descendientes de la familia de los Gregoricos colocaron una placa en recuerdo de sus antecesores y todavía hoy en día siguen reuniéndose en el Caserío para distintas celebraciones y ocupaciones. De Manuel. Situado en el Saso, su nombre se debe al primer casero, Manuel Pernaut. Es un edificio que estuvo destinado a vivienda, con corrales cubiertos y descubiertos El Ayuntamiento lo adquirió en 1909

Corrales Edificios destinados a albergar ganado. Cuentan con una cabaña para el pastor que puede estar incorporada al corral o exenta y próxima. Dispone de un majadal que lo rodea, terreno abierto y acotado por muretes. Suele haber una pequeña balsa de agua para el ganado y, en ocasiones, un pozo. Entre ellos destacan el corral del Monte Plano. Situado en El Raso, es un edificio que se levanta bajo unas arcadas de medio punto de dos tamaños y alturas diferentes. El de la Gariposa. Situado en el Monte Alto, hasta el incendio del verano de 2016 se encontraba en perfecto estado y con un hermoso encinar, hoy quemado y pendiente de cuál será su grado de recuperación, al norte. El del Alto. Situado en el término del mismo nombre, es un edificio cubierto y descubierto para cubilar ganado y majadal que se encuentra en buen estado. El de los Toros situado en el Monte Alto y un largo etcétera.

51


Cabaña de Lazarau.

Arquitectura rural

Cabañas, cobijos y casetas Son utilizadas como albergues sobre todo del pastor, donde este guardaba sus modestísimos enseres y comida y pasaba las noches. Son de diferentes plantas, alzados, tamaños, épocas y calidad. Abundan las de planta rectangular, con tejado a una o dos vertientes; están cubiertas de maderas, ramaje y tierra; hay otras en forma de falsa cúpula o de forma cónica. Destacan:

Gurrutxo de Valgorra.

Cabaña Redonda o Gurrutxo de Valgorra situada en los Altos de Guindilla. Restaurada por el Ayuntamiento en 2008, es una construcción de planta rectangular, puerta adintelada al sur, esbelta cúpula cónica levantada sobre piedras angulares a modo de pechinas y con remate desmochado. Se asienta sobre un peñasco y anteriormente tuvo adosado un corral. Esta restauración formó parte de un proyecto impulsado por el Ayuntamiento, “Recuperación de arquitectura rural de Tafalla”, por el que se determinó una selección de elementos susceptibles de ser recuperados. Entre estos la torre de Beratxa, el corral del Plano, el corral de Candaraiz, diversos pozos del término, otros corrales y casetas, el antiguo depósito de Valgorra desde donde se trajo el agua a Tafalla y los tres que finalmente fueron seleccionados: el gurrutxo de la carretera de Artajona, la cabaña redonda de Valgorra y la cripta de la basílica de San Nicolás en el alto de las Cruces. De estos tres solo fue restaurado el de Valgorra, pese a que en el mismo proyecto se indicaba que la actuación más urgente era la del gurrutxo de Artajona, pues se encontraba en un estado crítico. Esta construcción se sitúa en una finca particular; y a día de hoy sin acuerdo con los propietarios para una posible compra o una permuta por otra pieza de comunal, si nada lo remedia el gurrutxo de Artajona cuenta sus últimas horas.

Caseta del alto del Gurrutxo. Conocida como la caseta de Chispas, se encuentra en buen estado y destaca la cubierta de vigas de piedra y losas. Cabaña de Lazarau. Es una impresionante construcción que pese a su deteriorado estado, merece la pena observar las enormes losas que conforman la falsa bóveda del techo. Por su destacado valor arquitéctonico se quiere impulsar su restauración y conservación. El refugio de canteros de Balgorra que destaca por su asentamiento semienterrado y camuflado en el entorno. Un asentamiento de piedra circular rodea todo el perímetro del refugio que dispone de tres respiraderos.

52


Presa de Almoravi.

Arquitectura rural La fuente del camino de Falces

Fuente de las tres askas.

Este manantío natural fue acondicionado en el año 1960 para que abrevara el ganado y pudieran beber los numerosos vecinos que volvían del trabajo en el campo o de recoger la leña de los, por aquel entonces, lotes comunales del Plano. Se construyeron tres askas en línea recta: una más alta para las caballerías y dos más bajas para las ovejas. Con el tiempo el agua seguía manando pero su papel como punto de encuentro para animales y personas se convirtió en anecdótico. Zarzas y malezas cubrían más de la mitad de las tres askas y solo una de ellas quedaba en uso. Con motivo del 50 aniversario de la construcción de la fuente, un grupo de vecinos y vecinas, en el año 2010, recuperó en auzolan las tres askas y adecentó el lugar, devolviendo a la fuente su imagen original y razón de ser.

Otras arquitecturas rústicas Lo constituyen las vinculadas a distintas actividades, como la Torre de Beratxa para la comunicación telegráfica; presas y fuentes fundamentales para la supervivencia de un pueblo; los molinos harineros, batanes y trujales, de suma importancia en la economía rural de nuestros ancestros; las abejeras abundantes en un terreno propicio por el clima y la flora; o los pozos o neveras, ingenioso sistema para conservar la nieve largo tiempo. Las abejeras presentan nichos rectangulares hechos con piedras. Alguna de estas, ya en estado ruinoso, se pueden encontrar en la ladera sur de los Altos de la Guindilla en Valgorra, en las huertas del Camino la Rana, el abejar en el Pontarrón, en Romerales, etc.

53


Arquitectura rural

Un pozo en Candaraiz.

Otras arquitecturas rústicas vinculadas a distintas actividades Encontramos fuentes en distintos parajes del término como la fuente del Rey y su nacedero, la del camino de Falces, la de Valditrés en la carretera Tafalla-Larraga, la de Resano en la carretera de Miranda, la de Rekarte, etc. Muchas de ellas tienen abrevadero. La fuente de Resano fue acondicionada hace años para que su sobrante fuera encauzado para surtir a la laguna del Juncal, con lo que se aseguró un aporte constante de agua y que la laguna tenga agua todo el año. La fuente de Rekarte, por su parte, desapareció como tal con las obras del Canal de Navarra. En su lugar, se construyó otra nueva de la que no brota agua del acuífero sino que se abastece ar-

tificialmente con agua del Canal. Junto a estas fuentes tradicionales, en los últimos años, las filtraciones del Canal han hecho brotar numerosas fuentes donde antes no las había. Neveras. De estas construcciones de piedra, de forma oval donde se almacenaba la nieve del invierno, se conservan la de la era de Idoy en la carretera de Artajona y la del caserío la Sarda en la carretera Tafalla-Larraga. En Tafalla existieron tres tipos de molinos: el harinero para obtener harina, el trujal o molino de aceite y el molino batán para limpiar y batanar tejidos. Los molinos del río Cidacos como el de Congosto y Makotxa han sido remodelados para vivienda. Los trujales también han desaparecido hace muy poco tiempo. Otra caseta rural destacable es la del camino de Falces que constituye una enseñanza práctica sobre arquitectura natural integrada en el entorno.

54


BIBLIOGRAFÍA Tafalla siete paisajes. ANAN 1998. Tafalla, arquitectura rural de la zona. ANAN 2000. Toponimia histórica-etnográfica de Tafalla. José María Jimeno Jurío. 1989. La Voz de la Merindad. Historia de Tafalla. José María Esparza Zabalegi. Altaffaylla Kultur Taldea. Tafalla. 2000 Itinerarios-recorridos del Consorcio de Desarrollo de la Zona Media. Documentación Ayuntamiento de Tafalla.

55


Tafalla y su patrimonio natural (guía de interpretación)  
Tafalla y su patrimonio natural (guía de interpretación)  
Advertisement