Page 1

Abril 2018

SXF 01 abril 2018

Revista de la Asociación Síndrome X Frágil del País Vasco

VI Jornada Multidisciplinar sobre el Síndrome X Frágil


SXF 02 abril 2018


SXF 03 abril 2018

Editorial

Nuevo año, nuevos retos, nuevos hitos Un nuevo año se abre ante nosotros. 12 meses por delante para seguir con aquello que nos motivó hace 20 años para comenzar con el gran reto que supuso crear esta asociación, la única asociación de familiares y afectados por el Síndrome X Frágil del País Vasco, y durante mucho tiempo de todo el norte peninsular. En este tiempo no se puede poner en duda que se han logrado muchos de los objetivos por los que comenzamos en esto. Se ha dado visibilidad al X Frágil, intentando acabar con esa incógnita oculta tras la X. Cada vez es más habitual encontrar profesionales de diferentes ámbitos que saben lo que es la enfermedad. También se ha logrado que la atención que reciben los niños en el Hospital Universitario de Cruces esté centralizada y englobe diferentes áreas de atención, como el diagnóstico y el consejo genético; la neuropediatría, ofreciéndose esta también en los centros de referencia que corresponde en cada provincia; o la psiquiatría. Quizá los tratamientos son los que aún se encuentran en un momento más delicado, sin uno específico para el síndrome, pero con diversos medicamentos y terapias que sirven para paliar algunos de los síntomas que padecen nuestros hijos, como el gran avance que supone la designación de medicamento huérfano por parte de la Agencia Europea del Medicamento del compuesto de vitaminas C y E utilizado en el ensayo clínico de la doctora Yolanda de Diego que os presentamos en la jornada. Sin embargo, a pesar de que los avances son evidentes sigue habiendo mucho camino por recorrer. Siguen existiendo médicos, profesores, etc. que no saben lo que es el X Frágil; seguimos perdiendo la atención multidisciplinar y centralizada en cuanto nuestros hijos superan la edad pediátrica; seguimos sin saber muy bien cómo tratar a estos niños cuando crecen… Por que no hay que olvidar que crecen. Que se convierten en hombres y en mujeres con unas necesidades específicas; con unas características concretas que aún no se han profundizado para poder dilucidar cómo tratarlas. Que tienen unas necesidades que no están contempladas por las instituciones como deberían. Necesitan cierta independencia, reconocimiento, opciones de ocio, e incluso la capacidad de poder entablar relaciones con quienes ellos y ellas elijan. Y en eso también tenemos una reflexión que hacer como padres. Buscando lo que consideramos mejor para ellos a veces olvidamos lo que ellos pueden querer y les coartamos. ¿Cuántos de nosotros elegimos qué queremos hoy para cenar o qué ropa nos compramos? ¿Y a cuántos de nuestros hijos con X Frágil les permitimos esa pequeña licencia? A veces su dependencia se aprecia en pequeñas cosas que nosotros damos por hechas. Protejámosles porque es nuestra labor como padres de estos chavales Xtraespeciales, pero déjemosles también su pequeña parcela de decisiones. A fin de cuentas en estos 20 años en los que ha crecido la asociación ellos también lo han hecho.

STAFF

Producción editorial: Leire Fernández

Depósito Legal: BI-3014-04

Imprenta: Grafilur


SXF 04 abril 2018

«Sin investigación no se avanza» Isabel Tejada Responsable Laboratorio de Genética Molecular del Hospital Universitario de Cruces y Jefa de grupo de Investigación del Instituto BioCruces

La doctora Isabel Tejada, responsable del Laboratorio de Genética Molecular del Hospital Universitario de Cruces y jefa de grupo de Investigación del Instituto BioCruces, fue la encargada de dar el pistoletazo de salida a la Jornada Multidisciplinar sobre el Síndrome X Frágil que se celebró el pasado octubre en Bilbao. Vinculada al estudio de la enfermedad desde hace más de 20 años, la doctora Tejada recordó las características de la misma. «Es el síndrome de discapacidad más frecuente, el primero hereditario, la prevalencia es de 1 sobre 6.000. Hay prevalencias más altas pero en Euskadi esta sería la más exacta. Aquí habría unos 150 niños o adultos y unas 100 niñas o mujeres con el síndrome». El síndrome se conoce desde los años 70-80 lo que significa que «es muy reciente, y su nombre se debe a que daba la sensación de que el cromosoma X se desgajaba, pero no llegaba a romperse», especificó. «En el año 91 se descubre el gen FMR-1 lo que supuso la gran novedad para todos los genetistas. Todas las personas tenemos unas repeticiones CGG y el hecho de que una persona tenga más de 200 es lo que provoca que se anule el gen, se inactiva». «Siguiendo el hecho de que está ligado al X, desde el principio se creía que las mujeres portaban el síndrome y los hombres lo padecían, pero enseguida se vio que también había mujeres afectadas y hombres portadores. El gen, por tanto, supuso un gran cambio en el estudio de la enfermedad y completamente diferente a lo estudiado hasta entonces», recordó.

Dado que se trataba de una jornada para las familias y profesionales, la doctora Tejada hizo mención a qué se ofrece en Cruces para los pacientes. «En genética ofrecemos el diagnóstico para toda Euskadi así como asesoramiento genético y prevención. Como no hay esos servicios en las demás provincias se les ofrece desde aquí. Y por supuesto hacemos investigación porque sin investigación no se avanza», alertó. «Hoy hemos llegado a una precisión extrema en el diagnóstico con los secuenciadores capilares. Hemos comprobado que los CGG cambian a AGG y desde el año 2012 es algo que hemos incorporado y nos ofrece un análisis más preciso», comentó. También hizo alusión a los cambios que se han dado en los últimos años en cuanto al diagnóstico. «Desde el año 1991 hasta 2007, aproximadamente, se diagnosticaba a Euskadi, Navarra, Cantabria, Asturias y La Rioja. En aquel entonces no había laboratorios de genética en esas comunidades y se diagnosticaban aquí. Actualmente hay diagnosticadas 109 familias en el País Vasco, 46 en Cruces, 29 de Basurto, 24 de Donostia y 10 en Álava», enumeró. «Hablamos de familias, pero no es el mismo concepto que el vuestro. En las asociaciones se considera familia la pareja y sus hijos. En genética son todos aquellos individuos que están emparentados. Por ello marcamos nuestros árboles familiares que son básicos para luego realizar el asesoramiento genético», indicó la experta. Para realizar ese asesoramiento, según explicó Tejada, «se coge al


SXF 05 abril 2018 individuo del que se sospecha que padece X Frágil, se ve que la madre tuvo hijos muy joven y muestra fallo ovárico; luego nos comenta que tiene una hermana que sin tener una discapacidad no llegó a estudiar, era muy tímida… Se ve que la abuela es la portadora y que tiene un hermano que ha hecho vida normal, pero que está presentando un Parkinson y una FXTAS y así se va extendiendo al resto de la familia», detalló.

Nuevas patologías

«Desde el año 2000, sabemos que hay dos nuevas patologías asociadas al síndrome, el fallo ovárico y el síndrome de ataxia y temblor FXTAS. Esto se ha podido saber gracias a la colaboración de todas las familias con las que hemos podido realizar un estudio para investigar», comentó la responsable del laboratorio de genética. «En cuanto a la prevalencia aquí el FXTAS vemos que tiene menos. La literatura americana habla del 40% de los portadores mientras que nosotros tenemos sobre un 28%», añadió. Estas nuevas patologías no afectan a los que tienen la mutación completa, solo a los premutados. Asimismo, están siendo claves a la hora de descubrir nuevas familias afectadas por el Síndrome X Frágil. «Ahora se está presentando que hay familias en las que no hay ningún miembro con la mutación completa y las estamos estudiando porque han entrado a una primera consulta por el fallo ovárico». Por otro lado, la doctora Tejada hizo referencia a la Ley Europea que regula las donaciones de ovocitos y que también ha resultado muy útil para descubrir nuevas portadoras. «La ley determina qué enfermedades hay que analizar a estas donantes, y una de ellas es el síndrome X Frágil. Así estamos descubriendo muchas chicas jóvenes, estudiantes de medicina en algunos casos, que son portadoras y que aún no se han dado casos de miembros con discapacidad en su familia». Otra forma de diagnóstico son aquellas familias «que tienen un

pariente en otra comunidad autónoma que padece la enfermedad y vienen aquí los familiares para poder ser estudiados».

Asesoramiento genético

«En cuanto al asesoramiento genético, tuve el honor de ser quien recopilé toda la información de los centros que estudian X Frágil en España y en función del número de repeticiones sabíamos el porcentaje exacto de esa mujer de tener un hijo con X Frágil», especificó la doctora Tejada. «Gracias a esto podíamos advertir a las portadoras y avisarles de que a partir de 99 repeticiones es prácticamente el 100% el riesgo de tener un hijo con la enfermedad, mientras que con 55 repeticiones el riesgo es muy bajo». «Por otra parte, a una portadora con premutación que puede padecer fallo ovárico no se le recomendará una inseminación con estimulación porque puede perder los pocos ovarios que tenga. Es un ejemplo de lo que se puede ofrecer en un asesoramiento genético», explicó. «Vamos en la dirección de poder realizar una clínica totalmente personalizada». En cuanto al futuro lo habitual es que en «el siglo XXI intentemos averiguar por qué ocurren las patologías para poder realizar una terapia». Y en el Síndrome X Frágil ocurre lo mismo. «Nosotros hemos trabajado mucho con el fallo ovárico y el FXTAS. También colaboramos con el diagnóstico preimplantacional. Y como siempre la investigación necesita dinero para seguir avanzando», recalcó. Para lograr las subvenciones necesarias para continuar con las investigaciones realizan publicaciones, «ya que nadie te da dinero si no ve qué has hecho con él, por lo que hemos publicado numerosos estudios», reconoció. «Uno de los últimos estudios que hemos realizado ha sido con 188 portadores, en el que hemos visto que las patologías como la tiroidea aumenta en las mujeres con premutación; el fallo ovárico es casi del 33%; y el FXTAS es del 3% en mujeres y el 28 en hombres; y lo que no hemos comprobado es el porcentaje importante de la fibromialgia».

«Vamos en la dirección de poder hacer una clínica totalmente

personalizada»


SXF 06 abril 2018

«Es más difícil de diagnosticar de lo que parece» Ainhoa García Neuropediatra del Hospital Universitario de Cruces Dentro del trabajo multidisciplinar que se realiza en el Hospital Universitario de Cruces, la neuropediatra Ainhoa García fue la encargada de hablar sobre el «seguimiento clínico de estos niños. Sólo voy a referirme a los varones para centrar la muestra, quizá en otras situaciones se pueda hablar de otros perfiles». La especialista destacó que «aunque conozcamos perfectamente cual es el perfil cognitivo y físico de estos niños a veces detectar un x frágil es más difícil de lo que parece. Tener unas buenas indicaciones y claro a quien tenemos que estudiar es fundamental». «La clínica es muy variable y depende del tipo de mutación, el grado y el sexo, pero todos los varones con la mutación completa van a tener manifestaciones clínicas en uno u otro grado», comenzó. «Es muy variable y tiene unas características físicas, cognitivas y de conducta que es el tridente que todos conocemos y tenemos más claro en la cabeza, pero también hay otras enfermedades que están relacionadas y tenemos que tener mucho cuidado para verlas». Lo más habitual, según la neuropediatra, «es que los padres consulten por un retraso psicomotor o un problema de conducta cuando son más pequeños, y por un problema de retraso en el aprendizaje o de hiperactividad en niños un poco más mayores. Como podéis imaginar los niños que vienen a la consulta con estos síntomas son muy habituales y no siempre son x frágil». Para la doctora García, la cautela a la hora de explorarlos es fundamental. «Son niños con una macrocefalia relativa, unos rasgos característicos, suelen tener un tamaño testicular llamativo, paladar estrecho, estrabismo, pies planos, laxos… pero no siempre es completo y además lo habitual es que se haga más evidente con la edad por lo que depende de a qué edad les veamos se puede apreciar más o menos», reconoció. En el caso de los hitos del desarrollo motor, «no están tan afectados como los cognitivos pero suelen tener un desarrollo lento, hablan más tarde, andan más tarde, se sientan más tarde… y eso nos puede confundir más porque igual en una primera consulta te puedes decantar más por un problema neuromuscular que por un X Frágil», especificó la especialista. Además de todo esto también presentan dificultades y retraso en el lenguaje «sobre todo expresivo. Suelen tener una forma peculiar de

expresarse y también entre un 10 y un 20% asocian epilepsia. Suele aparecer en torno a los 2 años, son en su mayoría benignas y tienden a mejorar o incluso a curarse, además que son fáciles de controlar y se dan más habitualmente cuando tienen autismo». «El autismo precisamente es muy frecuente y es la causa genética más habitual de TEA. Puede aparecer además en niños muy pequeñitos por lo que tenemos que estar muy pendientes de detectarlo desde las primeras consultas. Lleva implícito un peor diagnóstico de desarrollo», lamentó la doctora García. Asimismo otros trastornos del comportamiento también muy frecuentes son «la hiperactividad, que tengan un trastorno de ansiedad, problemas de humor...». Sin embargo, los problemas cognitivos no son el único síntoma que presentan los niños con Síndrome X Frágil. «Prácticamente tienen problemas en todas las especialidades pediátricas y tenemos que buscarlas», reconoció la neuropediatra de Cruces. «Desde el punto de vista cardiovascular pueden presentar prolapsos de la válvula mitral. Generalmente esto da problemas cuando son mayores, más que en la edad pediátrica. Las otitis son muy habituales, y son niños que normalmente tienen un nivel del dolor más alto y, además, no se quejan, por lo que es difícil detectar cuando tienen una otitis. La apnea del sueño también es habitual, los problemas endocrinos, tendencia a la obesidad. Los trastornos del sueño son muy habituales y son los grandes olvidados, roncopatías, apneas... Hay que tener cuidado con esto porque les provoca que duerman mal y por lo tanto por el día estén más irritables y sea más difícil llevarles», enumeró la doctora. Por otro lado, hizo referencia a un grupo que «recuerda al Prader Willi porque por una deficiencia hipotalámica tienden a comer más y a sufrir obesidad».

Los datos

«He encontrado en los últimos años a 14 niños, pero nos quedaremos con 10 porque algunos no se diagnosticaron en Cruces o eran mayores y les hemos perdido la pista», comenzó la doctora García en lo referente a los


SXF 07 abril 2018 datos obtenidos en el hospital en los últimos años. «El desarrollo psicomotor y el desarrollo conductual han sido en la mayoría de los casos la causa de la primera consulta. Todos tienen un mismo fenotipo conductual, pero no todos tienen el fenotipo típico. Algunos eran más pequeños, pero se podrían superponer perfectamente unos con otros», detalló. Así las cosas, se obtuvo una edad media de diagnóstico en torno a los 3,8 años, «una edad un poco elevada pero está muy influenciada en la alta variabilidad de edades a las que vienen». No obstante, la edad media de tiempo entre las primera consulta y el diagnóstico es de 12 meses «lo que quiere decir que entre la primera y segunda consulta ya se solicita el análisis molecular y se diagnostica el X Frágil, así que muy mal no lo hacemos», aseguró. «Aparentemente es muy fácil de diagnosticar, sabemos cómo se com-

portan, cómo son, cómo se desarrollan… pero es un síndrome con una variabilidad tremenda y a veces con un cuadro incompleto y con muchos síntomas inespecíficos», reconoció. Ante esto, la duda es «¿a quién le hacemos el estudio? ¿A todos los niños que vienen a la consulta? ¿A todos los que presentan discapacidad? Lo que determinan las guías del Comité de Genética de la Academia Americana de Pediatría es descartar un X Frágil a cualquier niño con retraso del desarrollo, CI límite o discapacidad intelectual o con TEA sin razón específica. Esto da un amplio espectro para hacer el estudio», dijo. «Ya en 2008 la doctora Tejada y yo nos plateamos cómo diagnosticar a los niños con discapacidad, ya no solo el X Frágil. Y vimos que la única prueba que era fiable era el estudio genético. La del X Frágil en concreto se les hace a todos los niños con discapacidad intelectual y que no sean microcéfalos porque estos están descartados».

«No hay tratamiento causal, es sintomático» Marisa Buadilla Psiquiatra infantil del Hopistal Universitario de Cruces La psiquiatra infantil del Hospital de Cruces planteó las características psíquicas, «importante pensar en estas clínicas para poder dar con el diagnóstico. La psicopatología es más patente que el fenotipo». Partiendo de la misma muestra que la doctora García, la psiquiatra comentó «la sintomatología psiquiátrica se sostiene sobre la triada del retraso cognitivo, la hiperactividad y los rasgos autistas». Sin embargo, la profesional destacó que «hay que hablar sobre todo de dificultades y fortalezas. Su CI suele descender con el tiempo porque se estancan en el desarrollo. El lenguaje también sufre un retraso en su inicio y una dificultad para expresarse». Ligado a esto suelen presentarse problemas de conducta. «Es cierto que los padres suelen describir a los niños como alegres, sociables y buenos imitadores, pero también tozudos, ansiosos... una ansiedad que se debe a que tienen los niveles de cortisol más elevados por un problema del hipotálamo; y que aparece en situaciones nuevas, cuando hay un nivel de exigencia superior. Si tienen que cambiar de actividad, en momentos de transición, sienten un malestar y no son capaces de poner palabras a su malestar y eso unido a ese exceso provoca un estallido conductual.

Sobre todo si el medio está sobrecargado de estímulos, por lo que es importante anticipar las situaciones que pueden provocar estos estallidos. También les cuesta mantener la atención sobre todo si la actividad es demasiado dura o larga en el tiempo. La sintomatología depresiva es más habitual en quienes presentan un mejor funcionamiento y en la entrada en al adolescencia», describió.

Los rasgos autistas

La psiquiatra hizo especial mención al autismo en su relación con el X Frágil. «Entre un 2 y un 5% de los autistas presentan X Frágil, pero no todos los niños X Frágil tienen autismo, el porcentaje ronda el 30%. Sin embargo, un 90% presentan rasgos autistas, ese rehuir la mirada, la evitación del contacto físico, la defensa táctil que presentan… se debe a una timidez extrema no a la que podría darse en el autismo», especificó. Y añadió que «estos niños tienen más comunicación verbal que en el autismo». En cuanto al abordaje terapeútico, reconoció que «no hay un trata-


SXF 08 abril 2018 miento causal, es paliativo y sintomático y es necesario un equipo multidisciplinar. Las estrategias psicoeduEntre 0-4 años cativas, dado que son niños pequeños Importante hacer una valoración del CI y empezar con la atención temprana. son importantes. Las terapias de atenEs complicado siendo tan pequeños y por sus características y a veces es preferible ción temprana, logopedia, psicólogos hacer la valoración en un ambiente que les resulte cómodo y conocido. que puedan profundizar en el análisis de conducta… y si esto no es suficien5-12 años te tenemos el tratamiento farmacolóEn edad escolar, cobra importancia el cuidado psicopedagógico. Volver a valorar el gico como complemento, siempre CI poque puede disminuir según entran en la adolescencia y hay que ver qué necepersonalizado e individualizado». El sitan. Aquí puede tener más importancia la utilización de psicofármacos. problema es que «hay pocos ensayos clínicos en esta población y la evidenA partir de 13 cia clínica se basa en otros realizados Los cuidados psicosociales siguen siendo importantes pero diferentes poqula hipea otros grupos como autistas». En el ractividad puede disminuir pero trae más problemas de conductas. Suele ser una caso de las conductas hiperactivas y expresión de tipo depresivo. Se despierta la vida sexual y otras necesidades que hay atencional «se tratarán con fármacos que atender, como introducirles en grupos de ocio y tiempo libre para mejorar la estimulantes como el metilfenidato, calidad de vida. cuya eficacia es del 70%, o la amoxetina». «Cuando tienen mucha agresividad o precisan mucha regulación emocional se puede plantear la utilización de neurolépticos atípicos como la risperidona, u otros antidepresivos. Siempre teniendo en cuenta que de beneficio y riesgo y es importante controlar las dosis y el tiempo los fármacos tienen efectos adversos y siempre hay que hacer balance utilizado», alertó.

Protocolo de actuación

«En niños pequeños tiene una eficacia en síntomas tempranos del 83%» Dra. Yolanda de Diego Doctora en Biología, coordinadora del Grupo de Investigación CTS-546 UGC Salud Mental del Hospital Regional de Málaga, IBIMA La doctora Yolanda de Diego acudió a la jornada organizada en Bilbao con los resultados de su estudio sobre el efecto de las vitaminas C y E recién sacados del horno. Entonces aún estaba a la espera de que la Agencia del Medicamento lo nombrara como medicamento huérfano lo que hoy ya es una realidad que celebrar ya que está un poco más cerca la comercialización del mismo para todos los pacientes. Según De Diego se está investigando el Síndrome X Frágil en medio mundo. «Todos los países del mundo están tratando de encontrar un tratamiento eficaz». Antes de explicar su estudio, la bióloga

comentó cómo la falta de la proteína FMRP 1 provoca «que la conexión que se establece entre una neurona y otra mediante espinas dendríticas, en el síndrome no maduran, lo que hace que áreas cerebrales del sistema nervioso no estén desarrolladas». «El sistema nervioso de un paciente con X Frágil tiene más excitación que inhibición y se han desarrollado fármacos que aumentan la vía inhibitoria y disminuyen la exhibitoria para lograr ese equiilibrio», detalló. Aunque reconoció que «es verdad que hay fármacos que parecía que iban a dar mejores resultados de los que luego han dado». «Nosotros estamos intentando regular también para que el sistema nervioso está más equilibrado. Cuando yo registré el estudio había 6, ahora hay muchos más y siguen aumentando. Cada vez hay más necesidad de desarrollar un tratamiento eficaz contra la enfermedad», aseveró.


SXF 09 abril 2018

La experta pasó a comentar algunos de los estudios realizados y sus resultados como el de los antagonistas de los receptores de glutamato que «en la población en la que se ha probado no ha dado el resultado que se esperaba». Y aunque según dijo no se va a eliminar esa vía de tratamiento, «se está intentando enfocar de otra manera para lograr la eficacia que se había visto en el ratón. Se está enfocando a la población infantil dado que el ratón se trata siempre en los primeros meses de vida por lo que no es fácil trasladarlo a los adultos y se está estudiando cómo funciona en los niños». Otro de los estudios que comentó fue el realizado con la sertralina que «puede ser importante para ayudar al desarrollo del lenguaje».En su caso han estudiado la eficacia de un tratamiento con vitamina C y E. «Comenzamos con el estudio en el año 98 en Roterdam y allí tuve la oportunidad de ver qué pasaba en el sistema nervioso del ratón. Tras una etapa preclínica y probar fármacos, en el año 2009 propusimos el primer ensayo clínico con esta combinación de vitaminas. Ahora estamos terminando el de niños hasta 8 años», rememoró. «La proteína FMRP está ausente en los pacientes X Frágil y es primordial en el sistema nervioso ya que está afectando las neuronas. Esta función no tendría porqué pensarse que afecte, porque une un complejo proteíco que transfiere del núcleo al fitoplasma y une el 4% de las conexiones de la célula, pero esto altera al comportamiento de otras proteínas y eso es lo que estamos intentando averiguar, qué otras proteínas pueden estar alteradas», detalló. «La proteína FMRP se expresa con bastante intensidad pero no es ubicua, las células granulares no tienen tanta expresión como otras que tienen menos proteína, esa es la complicación». Lo que han hecho en el grupo de investigación de la doctora De Diego es intentar suplementar la proteína en el organismo del ratón, «pero el ratón que conseguimos es también un ratón afectado porque no podemos

darle la cantidad exacta que necesita está sujeta a una regulación muy estricta. Seguiremos intentando poder suplementar la proteína en sí misma, pero es complicado, no es solo tener la proteína y dársela a los pacientes». Otro inconveniente añadido es que la FMRP se expresa a nivel periférico. «El aumento del tamaño de los testículos por ejemplo vemos que en las células primordiales de las gónadas es fundamental la proteína para que se desarrollen. Los espermatozoides en cambio no necesitan FMRP». La médula de la glándula suprarrenal expresa mucha proteína FMRP y «en esta zona es fundamental para que se regule bien la respuesta al estrés, parte de la sintomatología que hemos descrito en el ratón está en la ausencia de la proteína en este tejido. Si conseguimos regularlo puede ser una buena vía de tratamiento». Los posibles tratamientos que regulen el estrés oxidativo (no estaba descrito en el síndrome pero se ha visto su importancia) como los antioxidantes pueden mejorar tanto las alteraciones de comportamiento como el deterioro cognitivo. «Esta hipótesis la planteamos en 2003 y hemos conseguido demostrarla». «Nuestra diana terapéutica es la NADPH oxidasa. Es una proteína que en la membrana de la neurona y de los astrocitos produce radicales libres, estaría desensamblada una parte en el citoplasma y otra en la membrana, y cuando se reúnen todas aparecen esos radicales libres que son necesarios, pero si hay una exceso de la proteína NADPH oxidasa también desemboca en un exceso de radicales libres que supone que se van a oxidar los lípidos y las proteínas y eso provoca que la membrana de la neurona se vuelve más rígida. Esta membrana tiene que ser fluida porque las proteínas se están moviendo continuamente y si se ponen rígidas la proteína no puede llegar a donde hace falta», especificó la bióloga. «En otro estudio que hemos hecho, hemos visto que RAC 1 está desregulada y se une a NADPH oxidasa y la activa. Por eso, si tenemos


SXF 010 abril 2018 mucho nivel de la proteína RAC1, ésta activa la NADPH oxidasa y ésta los radicales libres», continuó. «No solo la NADPH oxidasa está vinculada también la óxido nítrico sintasa está activa y el estrés oxidativo está mucho más aumentado. Otros laboratorios también han descrito que parte de los mecanismos de la enfermedad tienen que ver con el desequilibrio en el estrés oxidativo». Muchas enfermedades que tienen que ver con el sistema nervioso tienen que ver con este exceso de los radidales libres. «Si a nivel de nutrición no se aportan suficientes antioxidantes se produce un desequilibrio que es el que va a causar la enfermedad y eso se puede contrarrestrar poniendo un complemento de estos antioxidantes».

El estudio A la hora de realizar el estudio se dio placebo a la mitad de los pacientes y el tratamiento a la otra mitad. «Ni los profesionales ni los pacientes sabemos quienes están en cada uno». Debido a que no todos los participantes iban a tomar el medicamento se estableció que, además de las semanas que iba a durar el ensayo, se añadieron otras 12 semanas en las que todos iban a recibir el tratamiento, «porque nos parecía mal que no pudieran aprovecharse de los beneficios que pudieran obtener». Como muestra se tomaron a adultos y adolescentes hasta 45 años. Se les administraron cápsulas de tocoferol y de ácido fólico que fabricaban en el hospital de Virgen de las Nieves de Granada con excipientes base. «Se les limita el aporte máximo porque el exceso de tocoferol ofrece efectos adversos en el organismo porque se deposita, mientras que la vitamina C, por ejemplo, se excreta. De todos modos estamos en una dosis terapeútica, pero sin riesgo». Las pruebas se realizaron por rango de edad «y eso nos limitaba bastante. No pudimos definir la eficacia en los más pequeños, por ejemplo. Según los resultados, los pacientes tratados mejoran las pruebas verbales, manipulativas y del lenguaje, algunas incluso el doble, con respecto a los pacientes en placebo, pero esto entre 6 y 18 años, en otros tramos de edad no teníamos pacientes sufi-

cientes que demuestren la eficacia». En cuanto a los efectos adversos que tanto preocupan a las familias, la especialista reconoció que «constantemente a los niños les sube la fiebre, tienen vómitos o gripe. Todo lo que pasa durante el ensayo se registra, y tenemos registrados 29 en placebo y 27 en tratados. No es significativo y se puede ver que no están relacionados con la toma de vitaminas aunque no se puede afirmar 100%». Además afirmó que es «un medicamento que se tolera muy bien, no se ha retirado nadie del estudio. Se ha percibido mejoría en el 49% en el lenguaje y en el 65% a nivel cognitivo, no es para tirar cohetes pero está bien en esta enfermedad». Con esta demostración se les autorizó a repetir el ensayo para niños entre 1 y 8 años de edad. «En 2015 nos proponemos hacer el ensayo en niños de 1 a 8 años de edad y lo acabamos en septiembre. Estamos felices porque hemos conseguido demostrar que se pueden beneficiar de la administración de estas vitaminas», se felicitó. «Nos planteamos que si las escalas que están validadas para otras patologías no eran válidas para X Frágil, hay que crearlas nuevas. La impresión clínica global que es una escala muy extendida es que el mismo médico ve al paciente en los diferentes momentos del ensayo para poder valorar si hay mejoría. En el placebo vieron que mejoraban 5 y sin cambios 11; en el tratado, 14 mejoraron y 3 no mostraron cambios. «Quiere decir que el 83% de los pacientes parece que mejoran, lo que nos permite pensar que hay una eficacia mayor que en los mayores». Para poder realizar este estudio en los pequeños los 130 pacientes anteriores estuvieron contestando un cuestionario «que nos sirvió para tener las claves y realizar 31 preguntas que recogen las características tempranas más habituales en el X Frágil. Con esto la conclusión es que «los pacientes en tratamiento reducen los síntomas tempranos con referencia a los pacientes placebo un 83%». Ahora, con el tratamiento designado medicamento huérfano, falta llevarlo a las farmacias para que las familias puedan comprobar en primera persona su eficacia.

Hablan las familias Para poder desarrollar el estudio hizo falta que familias con niños pequeños afectados por el X Frágil tomaran parte en él. Desde la Asociación del País Vasco participaron tres familias con 5 niños de entre 4 y 8 años y en general la experiencia ha sido muy buena. «En mi caso, mi hijo aleteaba un montón y está mucho más tranquilo, en el área del lenguaje el cambio ha sido increíble. Se ha soltado, tiene más vocabulario, no habla tan atropelladamente como solía hacerlo, en lo social también está mejor…», afirmó Leire, una de las amatxus. Además ella sigue administrándole el tratamiento a pesar de haber terminado el estudio. «Aunque no está comercializado intentamos que los sistemas sanitarios pudieran hacerse cargo de que pudieran mantenerlo. La única forma es que los hospitales de referencia se los recetaran. En la Comunidad de Madrid por ejemplo no se financia pero en el resto sí», comentó la doctora De Diego. En el caso de Vanesa, otra de las amatxus, la experiencia también ha sido positiva pero sobre todo en la niña. «El niño al estar más afectado no le ha beneficiado tanto». Por el contrario Esti detalló que en su caso el ensayo no parece haber tenido efecto. «Tengo dos niños, chico y chica, de 6 y 8 años, y nuestra experiencia no es tan positiva. No hemos notado tanta mejoría como la que han notado ellas, pero tampoco sabemos si en la primera parte del ensayo tomaron placebo o el tratamiento. Lo que sí notamos es que al dejar de tomarlo el niño, sobre todo, estaba más nervioso por lo que a lo mejor sí le estaban haciendo algo y no nos dábamos cuenta», reconoció.


SXF 011 abril 2018

«Sus puntos fuertes y débiles van cambiando en cada etapa» Mª Ángeles López Psicóloga de la Asociación Síndrome X Frágil del País Vasco María Ángeles López ha realizado en los últimos años un completo estudio con los niños y adultos que padecen X Frágil. De su análisis se han extraído importantes valoraciones a tener en cuenta a la hora de tratarlos, e incluso para conocerlos mejor. Unas valoraciones que, además, «valen para niños y adultos, estén estos en un taller ocupacional o en un centro especial de empleo. Habría que adaptarlo pero se podría hacer». Tal y como destacaron otras profesionales antes, la psicóloga de la asociación reconoció la importancia cuando los niños son pequeños «del trabajo coordinado». «El entorno social educa, el sanitario también, (por ejemplo informando a las familias) el entorno escolar, el familiar... esto que parece tan fácil en la teoría, no lo es en la práctica», alertó. La psicóloga hizo un repaso de las características generales que presentan las personas con X Frágil. «Se repite bastante el retraso motor, al sentarse, al empezar a andar... sobre todo en chicos, en las chicas no se da tanto. Lo que sí se da en ambos sexos es las dificultades en el área personal-social. Son cariñosos y disfrutan del contacto con los demás, pero se relacionan poco con sus iguales, a veces en recreos prefieren estar solos, son tímidos… hay que animarlos», detalló. «Y luego tienen una gran ansiedad, de ahí que aparezca la mordedura de las manos». Según la experta, el que aparezcan rasgos de autismo «no significa que tengan autismo, pero sí que hay que observarlo porque muchos de nuestros chavales son diagnosticados como TEA y no lo son». Entre estas características se encuentra el hecho de que «evitan la mirada, el aleteo, se sienten abrumados por estímulos sensoriales...». «Dentro de las características cognitivas al establecer los puntos fuertes y débiles, he establecido algunos más importantes como la autonomía personal». Es curioso el hecho de que a partir de los «6 años destaque lo verbal sobre lo manipulativo. Aunque en los primeros años

tengan un retraso en el lenguaje después la van a desarrollar mucho más que la parte no verbal», destaca María Ángeles López. «Razonan con estímulos concretos, con los abstractos no pueden pero con los concretos sí», continuó, «y hay que tener en cuenta su velocidad de procesamiento. Aquello que saben hacer lo hacen normalmente, por lo que si trabajamos con ello mejoran notablemente». En cuanto al pensamiento analógico, la especialista explicó que «si yo le doy a un niño tres imágenes para que relacione dos es capaz de hacerlo, pero no es capaz de dar una razón para ello». «Hay que diferenciar entre los niños que tienen un déficit de atención importante. No mantienen la atención en periodos largos, pero una cosa buena que tienen es que si tú les das una indicación la aceptan y además no se enfadan, lo que es de agradecer», alabó. Pasando al área de percepción, la psicóloga y logopeda afirmó que «encuentran rápidamente si hay un error, pero tienen mucha dificultad en imitar ciertos movimientos. También tienen dificultades en habilidad espacial como es la escritura o la resolución de problemas». El área de memoria en cambio es uno de sus puntos fuertes. «Tanto la memoria a corto plazo, como la verbal y de estímulos concretos. Sin embargo, tienen más problemas con la memoria de trabajo, la auditiva peor que con la visual, y lo que tienen muy buena es la memoria a largo plazo, la autobiográfica y la fonológica. Esto le va a facilitar el hecho de que ‘la p con la a es pa’». Por el contrario, la memoria fuera de contexto es uno de sus puntos débiles. Otra de las áreas son las funciones ejecutivas, «su punto fuerte es todo lo visual que procesan mejor que lo auditivo»; y destacó el hecho de que no saben cuándo han de inhibir una conducta. «Hay chavales que son muy verborreicos, hay que cortarles para que sepan qué no tienen que hacer. Hay que hacerles conscientes de lo que están haciendo y que lo verbalicen. Este área es muy buena para trabajar en todas las edades y da muy buenos resultados», aseveró. La comprensión lectora «la tienen muy baja, incluso las chicas. En la muestra que yo estudié solo cuatro eran chicas y de ellas dos superaban


SXF 012 abril 2018 la prueba pero las otras dos no, pero tenían una discapacidad importante». También les resulta difícil los conceptos matemáticos. «Es importante el tema de la imitación. Son grandes imitadores y si les colocamos al lado de niños que están peor que ellos, lo van a imitar, pero si los ponemos con chavales que están atentos y centrados también lo harán», animó la experta.

Los profesionales

El estudio

Además del tema cognitivo en su análisis, la psicóloga ha estudiado el lenguaje. «Aquí hay un amplio espectro. Desde aquellos que no hablan hasta los que tienen un gran nivel. En los primeros hay que buscar una forma de que se comuniquen porque ellos quieren comunicarse». «Es verdad que hablan muy tarde, pero luego es lo que más desarrollan y este va a ser un punto fuerte en el que apoyarse para enseñar otras cosas. Hay momentos de mutismo selectivo y es importante no forzarles a hablar si no quieren ya que entonces se crea un feeling negativo», advirtió. También incidió en el hecho de que «son bastante cotillas, te suelen hacer preguntas de lo más personales, pero ellos no te cuentan y hay que tirarles de la lengua». A partir de los 6 años el lenguaje comprensivo está mejor que el expresivo por lo que «hay que trabajarlo. El habla suele ser bastante rápida, vocalizan poco… y hay que corregirlo». Por otro lado, la logopeda hizo referencia al tema del babeo cuando son pequeños, «porque tienen unos músculos muy hipotónicos y hay que valorar la terapia miofuncional». «Otro aspecto en el que me gustaría incidir es que a veces las logopedas nos empeñamos en que tienen que decir la R. Hay muchos de estos chavales que sin seguir ningún tratamiento de logopedia tienen una articulación correcta, lo que demuestra que son chavales que van a hablar bien aunque antes de los 6 años se coman letras», reconoció. De todas formas su manera de expresarse es diferente, «tienden a hacer frases cortas y simples, les cuesta hacer frases largas y también las formas verbales. Sobre todo en los niños ahora que el castellano solo se trabaja en casa y que estudian en euskera se nota aún más». La tendencia a hablar solos es muy habitual y «es importante situarles». Y alertó sobre todo a los

• •

Debemos ser creativos y flexibles, si le presentamos algo y no lo hace, cambiarlo. Pacientes. Escucharles sin interrumpir y no enfadarnos. Firmes, ponemos límites pero nos hacemos cómplices de ellos, hay que utilizar su sentido del humor para nosotros también tenerlo y llevarle a donde queremos tener. Sistemáticos, ordenados… tenemos que adaptar el entorno al sujeto y no al revés. En todas las aulas y puestos de trabajo debería haber un espacio donde ellos pudieran ir a relajarse si lo necesitan, por ejemplo. Tener siempre una sonrisa.

padres del lenguaje repetitivo, «como les avises de que van a hacer algo, se pasan todo el día repasando eso que van a hacer». El lenguaje tangencial «que nos cambian de tema constantemente. Los temas son limitados por lo que hay que buscar aquellos que les gustan para poder hablar con ellos». Por otra parte, López aleccionó que es importante «no interrumpir los tratamientos logopédicos a partir de los 8 años. No hay que limitar su desarrollo, pueden seguir aprendiendo por lo que es importante seguir con los tratamientos y en los diferentes estudios que hemos hecho de diferentes patologías en todos hemos llegado a la misma conclusión». Y terminó advirtiendo que «en las distintas etapas de la vida va variando el perfil, esos puntos fuertes y débiles, por lo que hay que ajustar el programa a esos momentos de la vida. La evolución depende del sexo, de la presencia de características de autismo, del nivel sociocultural y económico de los padres… En general, no hay fórmulas mágicas, hay que dejarles crecer y ayudarles, pero tener en cuenta que la sobreprotección no ayuda».


SXF 013 abril 2018

«Las personas con discapacidad deben poder elegir qué vida quieren vivir» Isabel Galende Asesora de Inclusividad y Necesidades Educativas Especiales, profesora del máster universitario de inclusión y NEE. Universidad de Deusto La última de las ponencias de la jornada corrió a cargo de Isabel Galende, quien como ella misma comentó es una antigua conocida de la Asociación Síndrome X Frágil del País Vasco. «Empecé casi con los primeros pasos de la asociación y es un placer estar otra vez aquí». Muy reivindicativa en toda su exposición, Galende realizó un barrido sobre qué son buenas prácticas educativas. «Los criterios que definen una buena práctica están recogidos. Según la Unesco, tiene que tener un planteamiento inclusivo, que todos quepan; innovadora, que tiene que haber propuestas de mejora porque la investigación nos dice que cada día se va avanzando y hay que proponer cosas; efectiva, que tenga un impacto social y en la persona en su calidad de vida, en su bienestar emocional, social y personal; eficiente, que los recursos que tenemos tienen que ser optimizados, muchas veces no tenemos los recursos que necesitamos, pero a veces sí y no se utilizan; sostenible, debe haber una organización que se mantenga en el tiempo, la atención temprana es fundamental, pero no puedo gastar toda la estructura en una etapa y que no haya mantenimiento a lo largo del tiempo; y tiene que ser replicable, que además de ir bien en un aula, se pueda replicar en diferentes situaciones y contextos». La asesora de Deusto puso sobre la mesa algunas buenas prácticas que «deberíamos tener en cuenta. Debemos conocer el alcance de las investigaciones. Los que estamos en educación nos tenemos que fiar de lo que nos dicen, pero saber cuáles son las que nos interesan. Porque no todas nos valen». También planteó que se deben «desarrollar plataformas de intercambio y de generación del conocimiento y dirigirlas hacia el síndrome X Frágil. Yo empecé con un alumno con X frágil y ahora probablemente no haría las cosas de la misma manera porque ahora sé más cosas, por eso hay que tener en cuenta la

investigación», reconoció. «El trabajo multidisciplinar, lo mismo que contamos con las familias en otros ámbitos, en educación también hay que contar con ellos. En solitario no hacemos nada, es colaboración y trabajo en equipo. Los protagonismos no ayudan a nadie», recalcó. «Se habla de accesibilidad, se habla de un diseño universal de aprendizaje que desde el principio tenga en cuenta la necesidad de todas las personas, pero estamos muy lejos de conseguirlo», lamentó. «Lo tenemos que hacer, porque hay chicos y chicas con X Frágil que además de la discapacidad intelectual tienen Trastornos del Espectro Autista. Tendremos que tener en cuenta que la información se la tengo que dar de forma que me lo entienda. Le tendré que dar textos en lectura fácil; buscar sus pautas motivacionales que les motivan a aprender. Les podremos dar mejores mecanismos y serán más autónomos». Isabel Galende, que ha realizado parte de sus trayectoria profesional en los berritzegunes también tuvo palabras para recordar los problemas que se encontraba en esa etapa. «En el berritzegune me venían muchas quejas de las familias de que a los chavales se les excluyen de las actividades extraescolares de forma velada. No les impedían participar, pero no les ponían ayuda para que pudieran hacerlo. Esa es una forma de exclusión», advirtió. La especialista destacó que es primordial «sensibilizar a la población. Comprensión social, actitud positiva frente a la discapacidad. Todos somos diferentes y debemos ser sensibles con toda la discapacidad». También lo es «promover el conocimiento de sectores clave; fomentar campañas informativas y jornadas destinadas a todos los sistemas, sería estupendo que lo social, sanitario y educativo fuera junto y a la vez». Y siguiendo un discurso más reivindicativo destacó que «nos hemos peleado porque dejemos de hablar de coordinación socio-sanitaria. Debe ser sociosanitaria y educativa». Alertó. además, que «las familias creen que tienen información, pero no la tienen, no saben qué derechos y deberes tienen. Las plataformas ‘on line’ son muy peligrosas. Internet es una fuente de


SXF 014 abril 2018 conocimiento pero hay que saber utilizarla. Por eso es fundamental tener personas que sepan y de las cuales nos podemos fiar. Yo necesito que cuando voy a Cruces haya una persona que entienda mi lenguaje y yo el suyo. Personas como la doctora Tejada que lleva tantos años ahí y que si yo cojo un libro que me hable del X Frágil sepan de lo que están hablando, como pasa con ellas». Es el caso de los pediatras a los que «hay que formarles, a neonatología, a los agentes sociales, que son dadores de ayudas, si no conocen el tema no saben lo que les hace falta». En relación al alumnado, Galende advirtió «que no esté pensando solamente dentro de la curva de Gaos lo que es normal, sino en los que están en los márgenes de la exclusión educativa. Adaptar el entorno a las necesidades del niño, que cuente con los recursos necesarios». Se debe asesorar, acompañar y ofrecer a las familias información coherente y comprensiva. «Participación, comprensión y convivencia. Una buena práctica es aquella que tiene tolerancia 0 al acoso escolar. Cuidado en la Secundaria con las duchas, por el tema de la macroorquídea que a veces provoca risas y acoso por parte de los compañeros», advirtió. «Hay que cuidar el entorno físico, todo aquello que hacemos con personas con TEA es válido para el alumnado con X Frágil», pero «no todos tienen las mismas necesidades y eso hay que valorarlo. Qué medidas necesito, qué apoyos, qué tipo de escolarización… No es lo mismo un chico con X Frágil y TEA que uno que no lo tenga», destacó. Por otra parte la detección temprana «es importante, si a los 2 años no se les ha hecho aún el estudio molecular que sea rápido el paso para hacerlo». Y no es lo mismo la forma de actuar en educación infantil que en Primaria o ESO. Uno de los temas que destacó Galende fue la propiocepción*. «Cuando ya no pueden más viene el problema y estalla. Tenemos que ser expertos en regulación emocional y hacerlo desde que son peque-

ños». Y que la transición en las etapas de primaria a secundaria son especialmente difíciles. «Se tienen que trabajar desde 1º, no en 6º. Hay que ir anticipando a las familias lo que se pueden encontrar y que existen otras modalidades de escolarización en la etapa secundaria. Y si lo voy viendo desde pequeño puedo prepararlo. Las familias se encuentra muchas barreras en Secundaria. Lo primero el cambio de centro, luego la organización del profesorado, el desconocimiento del X Frágil, las metodologías…», enumeró. y puso como ejemplo la teoría de Rita Jordan de tomar en cuenta la perspectiva de la persona. «Ella lo menciona con el autismo pero lo podemos extrapolar al X Frágil. Dice que ‘normalmente estamos habituados a ver el desarrollo de la neurotípica y no desde el autismo, debemos ver el mundo tal y como lo perciben ellos, que no lo hacen como nosotros. Tenemos que acercarnos a esa percepción, no relajarnos y estar en la zona de confort. Si hacemos eso y hacemos ese cambio de percepción realizaremos mejor los transitos’». Y ante la pergunta que atemoriza a la mayoría de los padres, después de la secundaria ¿qué?, Galende se emocionó al afirmar que «me uno a vosotros como madre. ¿Qué temores tenemos? Es una etapa de duelo, de incertidumbre, de dudas, de miedo a la soledad de tu hijo/a, de ansiedad ante el futuro, y de necesidad imperiosa de confiar en alguien para no verte en esa etapa desoladora».

«Se debe asesorar y

ofrecer a las familias

información coherente»

* La propiocepción regula la dirección y rango de movimiento, permite reacciones y respuestas automáticas, interviene en el desarrollo del esquema corporal y en la relación de éste con el espacio, sustentando la acción motora planificada. Otras funciones en las que actúa con más autonomía son el control del equilibrio, la coordinación de ambos lados del cuerpo, el mantenimiento del nivel de alerta del sistema nervioso y la influencia en el desarrollo emocional y del comportamiento.

La voz del alumnado Una de las reivindicaciones que puso sobre la mesa Isabel Galende fue que «tengo que escuchar a los chicos y chicas con X Frágil». y puso como ejemplo un estudio elaborado por FEVAS en Madrid sobre lo que pensaba el alumnado con discapacidad. «Hay que meternoslo en la cabeza, que tenemos que acostumbrarnos a que desde pequeños tomen decisiones». Entre lo que los encuestados respondría destacaba que «hay que facilitar la presencia del profesorado de apoyo en el aula ordinaria, o sea no quieren que les saquen del aula; incorporar metodologías que promuevan la participación, no les preguntan y quieren que les pregunten; programación del aula, es una para todo el alumnado y no piensan en ellos; distintas formas de evaluación, evalúame conforme a lo que sé; formación del profesorado; dicen que los demás chicos no saben lo que les pasa y creen que tienen beneficios; incorporar los apoyos en el comedor y en el transporte porque ahí se sienten más vulnerables al acoso; abrir la escuela a una enseñanza más práctica y funcional». En definitiva «las personas con discapacidad deben tener la posibilidad de elegir la vida que quieren vivir y hacerlo con calidad de vida».


SXF 015 abril 2018

Eventos varios A lo largo del año hemos realizado desde la Asociación Síndrome X Frágil del País Vasco diferentes iniciativas dirigidas tanto a la sensibilización social como la confraternización entre los socios. La principal en 2017, junto con la jornada, fue el encuentro de familias en el complejo Irisarri Land de Navarra, en el que tomó parte el psicólogo Eduardo Brignani para impartir un taller a los padres y madres con el fin de asesorar a las familias. Además, se llevaron a cabo talleres y actividades pensadas para los niños y adolescentes asistentes guiadas por dos voluntarias.Por otro lado, se realizó una comida para socios el 3 de diciembre en Legutiano durante la cual, se

desarrolló la asamblea general. También se organizó una fiesta de Navidad, el 17 de diciembre, a la que asistieron siete familias, con actividades como juegos, magia, bailes, karaoke... a cargo de Lekin animaciones y merendola para los ‘peques’. Ya en 2018, el 5 de abril se entregó al equipo del Instituto Biocruces la donación de 1.500 euros de lo recaudado con la venta de lotería de Navidad. La donación se realiza para fomentar el desarrollo del Estudio titulado: Estudio de la trasmisión de las interrupciones AGG en más de una generación en mujeres con alelos de entre 45 y 65 repeticiones del triplete CGG del gen FMR1 responsable del Síndrome X frágil.


Federación Española del Síndrome X Frágil

Asociación Síndrome X Frágil de Extremadura

Plaza Carballo, 8 - 10.º - 3 • 28029 Madrid

Avda. Camineros 23 – 1º - A. 10001 - Cáceres

info@xfragil.org / www.xfragil.org

asxfex@xfragil-extremadura.es / www.xfragil-extremadura.es

Asociación Síndrome X Frágil de Andalucía

Asociación Síndrome X Frágil de Galicia

C/. Los Naranjos, 16 – Urb. El Lagarejo

Monteiral, 50. Peiro de Arriba, Celas de Peiro. Culleredo

29649 – Mijas-Costa (Málaga)

xfraxilgalicia@gmail.com /xfragilgalicia.wordpress.com

info@xfragilandalucia.org / www.xfragilandalucia.org

Asociación Síndrome X Frágil de Madrid

Asociación Síndrome X Frágil de Aragón

C/. Villajimena, 25 - bajo b. 28032 - Madrid

Poeta León Felipe, 18 - 2º - 1 • 50015 Zaragoza

xfragil@xfragil.net / xfragilmadrid@gmail.com

rescribanog@able.es

www.xfragil.net

Asociación Síndrome X Frágil de Baleares Calle de la Rosa, 3 - 2.º • 07003 Palma de Mallorca

Asociaciones en España

xfragilbalear@wanadoo.es

Asociación Síndrome X Frágil de Murcia

Asociación Síndrome X Frágil de Calahorra

Doña Adela, 21 - 3º A • 30350 Cieza (Murcia)

Plaza Diego Campo Redondo, nº 6, 7º B 26500 Calahorra

mjms@wanadoo.es / http://perso.wanadoo.es/joguar

xfragilcalahorra@hotmail.com

Asociación Síndrome X Frágil de La Rioja

Asociación Síndrome X Frágil de Canarias

Doctor Múgica, 1 - 2.º E • 26002 Logroño

Málaga, 7A - 8º B • 35016 Las Palmas de Gran Canaria

ferayala@telefonica.net

adolfo320@hotmail.com

Asociación Síndrome X Frágil del País Vasco

Asociación Síndrome X Frágil de Castilla-León

Plaza Belategi, 6 Lonja izquierda • 48002 Bilbao (Bizkaia)

Cerradilla, 1 • 47400 Medina del Campo (Valladolid)

axfrav@gmail.com

info@sindromexfragil.com / www.sindromexfragil.com

http://axfravpaisvasco.org

Associació Síndrome X Frágil de Cataluña

Asociación Síndrome X Frágil de Valencia

La Salle de Gracia - Plaça del Nord, 14 • 08012 Barcelona

Sindic Antoni Albuixech, 117-bajo 46440 Almusafes (Valencia)

info@xfragil.cat / www.xfragil.cat

jpanero@xfragil.org / www.xfragil.org/

Revista ASXFPV 2018  

Revista de la Asociación de Síndrome de X Frágil del País Vasco en su edición de 2018. La temática central de este número es la VI Jornada M...

Revista ASXFPV 2018  

Revista de la Asociación de Síndrome de X Frágil del País Vasco en su edición de 2018. La temática central de este número es la VI Jornada M...

Advertisement