Issuu on Google+

15

Compañeros de viaje Es posible que dentro de poco hagas la maleta para irte de vacaciones. Imagina que al llegar a tu destino, confundes tu maleta con la de otra persona. ¿Qué llevará dentro? ¿Qué pensará esa persona de ti al ver lo que llevas en tu maleta? Descubre qué sucedió cuando el señor García y el señor Fernández intercambiaron sus maletas.

CONOCE A LA

ESCRITOR…

ALFREDO GÓMEZ CERDÁ Muchos escritores dicen que sus libros son como sus hijos. Alfredo, además de libros-hijos, tiene libros-nietos, porque su hijo, Jorge Gómez Soto, también se dedica a escribir. ¿Y a que no adivinas quién es el escritor favorito de Jorge? Efectivamente, Alfredo Gómez Cerdá, su padre. ¿Será también tu escritor favorito?

Al señor Fernández le tocó la ventanilla. Al señor García le tocó al lado del señor Fernández. No se conocían de nada. Era la primera vez que viajaban de Madrid a Barcelona en el puente aéreo. El señor Fernández había trabajado muchos años en un cine, de acomodador; pero hacía ya cuatro que el cine se había convertido en un bingo y que él se había quedado sin trabajo. Ya se le había agotado el subsidio de paro y malvivía de alguna que otra chapuza. Viajaba a Barcelona a la boda de su hija, que le había enviado días antes el pasaje del avión, y estaba muy preocupado porque ni siquiera tenía un traje que ponerse para ir a la boda. El señor García trabajó muchos años en un restaurante muy bueno; pero el dueño del restaurante se lo vendió un día a un banco y él se quedó en la calle. A su edad le resultaba difícil encontrar un nuevo empleo y malvivía de unos ahorrillos, que estaban a punto de agotársele. Viajaba a Barcelona para participar en un famoso concurso de televisión, de preguntas y respuestas. Si superaba la prueba se embolsaría unas pesetas, que le vendrían muy bien. El puente aéreo Madrid-Barcelona apenas dura cincuenta minutos. A pesar de ello, el señor Fernández y el señor García mantuvieron una conversación, tan animada como falsa: –Soy dueño de una cadena de cines –mentía el señor Fernández. –Yo poseo más de diez restaurantes –mentía también el señor García. Y cada uno de ellos se imaginaba que su acompañante era una persona muy rica. En el aeropuerto de Barcelona, junto a una cinta transportadora, el señor Fernández y el señor García esperaron a que apareciesen sus equipajes. Curiosamente, las maletas de ambos eran muy parecidas. Ya en el gran vestíbulo del aeropuerto, dejaron las maletas en el suelo y se despidieron, dándose un abrazo. Luego, el señor Fernández se hizo el despistado y cogió la maleta del señor García. El señor García, que pensaba hacer lo mismo, sintió mucho gusto al ver cómo su compañero se confundía de equipaje. Los dos se separaron, imaginándose que la maleta que llevaban estaba cargada de innumerables tesoros. Por la noche, en casa de su hija, el señor Fernández abrió la maleta del señor García. Los tesoros se convirtieron en desilusión: solo había ropa vieja y remendada y una maquinilla de afeitar. También se encontraba en la maleta el último traje de camarero del señor García, el que utilizaba antes de que lo echasen del restaurante. 1

LENGUA 6.º EP MATERIAL FOTOCOPIABLE


Por la noche también, en el cuarto de un hotel, el señor García abrió emocionado la maleta del señor Fernández. Pero lo que halló le dejó boquiabierto: solo había ropa vieja y un neceser parecido al suyo, con un cepillo de dientes y una maquinilla de afeitar. Entre la ropa encontró también un viejo y arrugado programa de mano, de los que daban en el cine antiguamente. El señor Fernández lo guardaba con nostalgia, pues era de la película con la que había empezado a trabajar de acomodador en el cine, hacía ya mucho tiempo, en el año 1963. La película se titulaba Los pájaros, y la había dirigido el famoso Alfred Hitchkock. En el programa se veía a la rubia protagonista corriendo, perseguida por una bandada de pájaros enfurecidos. A pesar de la desilusión de los hallazgos, nunca se arrepintieron el señor Fernández y el señor García de haberse cambiado las maletas en el aeropuerto. Al día siguiente, el señor Fernández acudió a la boda de su hija vestido con el flamante traje del señor García, que por supuesto nadie identificó como de un camarero. El señor Fernández se sintió muy feliz llevando del brazo a su hija por el pasillo de la iglesia. También al día siguiente, el señor García acudió al concurso de televisión. Y consiguió ganar el premio al acertar la última y más difícil de las preguntas: –¿En qué año se estrenó la película Los pájaros? –preguntó el locutor del programa. –¡En 1963! –respondió eufórico el señor García, recordando el viejo programa de mano del señor Fernández. También en el puente aéreo regresaron un día después a Madrid el señor Fernández y el señor García. No se encontraron, porque tomaron distintos aviones. Eso sí, el señor Fernández contó a su compañero de viaje que era dueño de una cadena de cines. El señor García, por su parte, contó también a su compañero de viaje que poseía más de diez restaurantes. Si se cambiaron o no las maletas al llegar a Madrid, es cosa que no se sabe. ALFREDO GÓMEZ CERDÁ Compañeros de viaje. Tomado de Un barco cargado de... cuentos. Ediciones SM

2

subsidio: ayuda económica. se embolsaría: ganaría. flamante: resplandeciente. eufórico: muy contento.

LENGUA 6.º EP MATERIAL FOTOCOPIABLE


comprensión lectora Personajes 1

¿Quiénes son los protagonistas? ¿Dónde se conocieron? Explica por qué motivo viajaba cada uno a Barcelona.

2

¿Cuál había sido el trabajo de cada uno? ¿A qué se dedicaban cuando se encontraron?

Estructura 3

Copia en orden lo que le sucede a cada uno de los personajes. Señor Fernández

Señor García

En la maleta encuentra un traje de camarero.

“Confunde” su maleta con la del dueño de los cines.

“Confunde” su maleta con la de su compañero de viaje.

Durante el viaje conversa con el dueño de una cadena de cines.

Se sienta en el avión al lado de la ventanilla.

Se sienta en el avión al lado de otro hombre.

Durante el viaje habla con el dueño de diez restaurantes.

En la maleta encuentra el programa de una película.

Acción 4

¿Sobre qué conversaron el señor Fernández y el señor García durante el viaje? ¿Era real lo que contaban? Explica qué relación tiene cada historia que cuentan con sus trabajos anteriores.

5

¿Por qué “se confundieron” de maleta? ¿Cómo se sintieron al ver lo que había en cada una? Explica cómo influyó este hallazgo en sus vidas.

Opinión y valoración 6

¿Qué tenían en común el señor García y el señor Fernández? ¿Por qué crees que mintieron?

7

¿Alguna vez has querido cambiarte por otra persona? ¿Por qué? Coméntalo con tus compañeros.

8

¿Crees que es importante aceptarte como eres? Explica por qué. Escribe qué les dirías al señor Fernández y al señor García sobre su forma de comportarse.

Creación 9

Imagina que viajas en avión y que tu compañero de viaje es el señor García. Explica qué le dirías sobre ti y qué crees que te contaría él. ¿Qué pasaría al bajar del avión? ¿Crees que te cambiaría la maleta? Puedes empezar así: Acababa de sentarme en el asiento del avión cuando de repente...

3

LENGUA 6.º EP MATERIAL FOTOCOPIABLE


Lectura comprensiva.