Issuu on Google+

La solidaridad internacionalista no cabe en un puchero Una ola de solidaridad ha sacudido Euskal Herria durante los últimos tiempos y la resaca todavía se  nota en el ambiente, las aguas bajan revueltas. Seguramente nuestros lectores ya conocen la historia: La izquierda independentista vasca sigue padeciendo la ley de partidos española en el sur del país,  ley que convierte en ilegal a cualquier partido, plataforma o lista de electores que defienda desde la  izquierda el derecho de autodeterminación y las posiciones políticas históricas de la izquierda  independentista. En el norte del país, sin embargo, la izquierda independentista sigue siendo legal, y  en estas elecciones, por ejemplo, se ha presentado mediante la plataforma EHA (Euskal Herriaren  Alde) obteniendo unos muy buenos resultados (ha pasado de 5.100 a 5.600 votos). En el Sur del país se habla últimamente de un bloque soberanista. Un bloque que arrastre a esa  Euskal Herria que salió a la calle en la huelga general del 21 de Mayo, ese pueblo abertzale de  izquierdas. Sin embargo en estas elecciones, de nuevo, el resto de fuerzas políticas que se  encuadrarán en ese bloque prefirieron hacer caso a sus intereses de partido, a arriesgar con los  intereses del país.


Impulsores de II­SP Con lo que no contaban ni ellos, ni el estado español, fue con la solidaridad internacionalista de  otros pueblos del estado. Desde Askapena hemos señalado en numerosas ocasiones que el sector  más comprometido con la liberación nacional y social de nuestro pueblo tiene buenos y fieles  amigos y amigas. Ahí están “Euskal Herriaren Lagunak”, ahí está el pueblo uruguayo, el irlandés,  ahí está la red Gernika y el Friendship (redes de cargos electos trabajando por la resolución del  conflicto en clave democrática)... También hemos señalado en muchas ocasiones que en ambos estados contamos con buenas y  'arriesgadas' amigas y amigos, que se han movilizado y se movilizan solidariamente ante la  situación de excepción que se vive en Euskal Herria, que han constituido y costituyen grupos de  apoyo a presas y presos vascos y sus familiares, y que cuando se les necesita... ahí están. Esta vez personas y organizaciones amigas del estado español y de pueblos negados por él, han  ofrecido una candidatura electoral estatal para que las gentes que pretenden dejar sin voz ni voto, sin  derechos civiles y políticos, puedan decir más alto y más claro que siguen ahí tras casi 10 años de  ilegalizaciones.

¿Quienes son estas amigas? Multitud de sectores independentistas de los Països Catalans, de Galiza, Cucha Independetista  (Aragón), Izquierda Castellana (Castilla), varios sindicatos y fuerzas políticas canarias y promotores  y candidatos de Andalucía, Asturias, Cantabria, etc (se pueden consultar en  www.inciativainternacionalista.org)... Además ha habido intelectuales y artistas de distintos puntos  del estado (consultar aquí) que han apoyado esta candidatura. Realmente al apoyo cualitativo y cuantitativo a esta iniciativa ha supuesto un antes y un después en  la solidaridad con Euskal Herria en el estado español, pero además la ilusión, las dinámicas y el  trabajo generado en todos estos pueblos también han sido un antes y un después en todos estos  procesos. Solo hay que visitar la web de Iniciativa Internacionalista, para darse cuenta de ello, o  hablar con los promotores, candidatos y organizaciones que han estado detrás de las decenas de  actos políticos, charlas, vídeos, entrevistas... que se han producido a cuenta del surgimiento de II­SP.

Actos en Barcelona y Zaragoza y Canarias


Resulta que si la estrategia del estado español era aislar, arrinconar y hacer morir en silencio a la  izquierda indepentista mediante más represión y mediante la violación costante de los más básicos  derechos 'concedidos' en las democracias burguesas, tras más de 10 años de esta estrategia, lo que  nos encontramos es: 1. La izquierda independentista está fuerte en el Norte del país aumentando año tras año su  base social y capacidad organizativa. En el Sur del país la izquierda independentista que ha  pedido el voto para Iniciativa Internacionalista la Solidaridad entre los Pueblos ha sido la  tercera fuerza en Navarra y la tercera fuerza en la Comunidad Autonoma Vasca. 2. A pesar de las dificultades internas y externas, del miedo, de la represión... el llamado  bloque soberanista (el conjunto de las personas que entienden que Euskal Herria es una  nación con derecho a decidir), está día a día más maduro. El otoño se anuncia en ese sentido  como una época propicia para dar nuevos pasos adelante. 3. A nivel internacional la izquierda independentista no solo no pierde apoyos, sino que el  bloque internacional, que va desde las y los “Amigos de Euskal Herria” a las relaciones  diplomáticas para que agentes internacionales apoyen un proceso de paz en clave  democrática, sigue ahí y en muchos casos aumenta. Como muestra la misma Iniciativa  Internacionalista. 4. A nivel del estado español, el paso que se ha dado con II la Solidaridad entre los Pueblos es  sin duda un punto de inflexión en la solidaridad con Euskal Herria, pero además el hecho de  que tantas organizaciones y personas referenciales compartan los mínimos de Iniciativa  Internacionalista es sin duda un paso para las luchas de todos los pueblos por su liberación  social y nacional. Al estado español le crecen “los enanos”, Països Catalans, Galiza,  Asturies, Castilla, Canarias, Andalucía, Aragón... Euskal Herria.   

La solidaridad internacionalista no cabe en un puchero El estado ha tratado por todos los medios de entorpecer Iniciativa Internacionalista. En un principio  fue declarada ilegal por parte del Tribunal Supremo y al final el Tribunal Costitucional echó atrás la  decisión del Supremo. Una razón de peso es es que el estado español ha estirado ya al máximo “la  legalidad”, y los rapapolvos por parte de istituciones internacionales llegan y llegarán uno detrás de  otro, el estado español es un referente internacional para estados como israel en materia de legislar  para llevar adelante apratheids políticos. Todo un logro “democrático”. Sin embargo mientras el objetivo sigue donde estaba hace 10 años o avanza en cuanto encuentra un  resquicio. El hecho de haber declarado ilegal Iniciativa Internacionalista suponía extender a “los  contaminados” por el virus independentista cuantitativa y cualitativamente, reproducirlos como  esporas.


El ministro del interior Rubalcaba y los jefes del reyno. A partir de ahí: intoxicaciones mediáticas constantes, seguimientos, difamaciones, persecución... Pero a pesar de los pesares Iniciativa Internacionalista ha seguido adelante y ha sido necesario sacar  el puchero y tratar de meter todo ese viento solidario y de libertad en él. Como antes se pilla al  mentiroso que al cojo, nada más dar los primeros datos oficiales se dieron las primeras  'anormalidades', básicamente dos: 1. En los sitios donde ha habido observadores de Iniciativa Internacionalista (y en otros  muchos que no los había) se han contabilizado los votos correctamente, pero luego en el  ministerio de interior se han apuntado de otra manera (dando esos votos a otros partidos,  muchos de ellos a la ultraderecha). 2. En los sitios donde no había observadores de II­SP ha aumentado espectacularmente el voto  nulo y el boto blanco. Cosa difícilmente explicable si lo comparamos con las elecciones  anteriores, o con el resto de países europeos, y si además tenemos en cuenta que se abstuvo  casi el 60% de la población y esas elecciones pasaron sin más pena que gloria. A falta de la valoración definitiva de II­SP todos los indicios confirman que en el estado español se  ha producido un pucherazo en toda regla. A pesar del robo de miles y miles de votos y de dejar a II­ SP sin representante en Europa el viento se ha levantado. Los pucheros y la criminalización serán en  vano.


boga12-cast