__MAIN_TEXT__

Page 1

ANAQUEL nยบ 11

REVISTA DIGITAL DEL CENTRO DE ADULTOS DE SANTANDER Abril de 2015


Edita: Centro de Adultos de Santander Coordinación y edición: Julio Díaz Edición nº 11. Abril de 2015 Portada: Cuadro original de un alumno del taller de pintura (Galería de exposiciones CEPA)


ÍNDICE Opinión 6 Conversamos con… 15 Visitas culturales 22 Exposiciones y convocatorias 23 Visto y oído 28 Rincón creativo 29

ÍNDICE ÍNDICE


2015

Anaquel digital nº. 11

Opinión

Fuga de cerebros Cada día más jóvenes científicos optan por la busca de trabajo en el extranjero. Este fenómeno se está convirtiendo cada vez más en un componente de la vida contemporánea. Una vez aparecido no puede ser detenido. Al contrario, se intensifica y adquiere nuevas formas, especialmente por la globalización, liberalización del trabajo. Mientras que las motivaciones de la migración están buscando mejores oportunidades sociales y económicas, en muchos países subdesarrollados y en desarrollo escasez de trabajadores cualificados se ve agravada por emigración de personas a países más desarrollados. Esta tendencia no es nada nuevo en España, y en ningún

país. En el siglo pasado muchos españoles cogieron sus pertenencias para irse a América o a Alemania. Lo que sí es nuevo es que la mayoría de estos jóvenes emigrantes, son manos de obra cualificada, o han realizado estudios superiores. que compromete el desarrollo del país, en ámbitos como la investigación científica o ingeniería. Los perfiles de los jóvenes que se marchan a otros países son muy variados. No parece que el espíritu aventurero o el deseo de conocer otras culturas, tenga un peso determinante a la hora de hacer las maletas. Más bien se trata de que no encuentran en su tierra, lo que creen que merecen o lo que buscan. La ausencia de esperanzas de promoción y la falta de un sueldo acorde con el título que posee, son otras de las razones, por lo que los jóvenes 6


2015

Anaquel digital nº. 11

de España, al igual que los jóvenes de todo el mundo, vuelven la mirada al extranjero. Donde sus conocimientos son más valorados económicamente. Tener que emigrar por no encontrar trabajo, puede sr muy duro. Lo ideal sería encontrar un trabajo en nuestro propio país. Pero seamos realistas, los países europeos en su mayoría y desde hace mucho tiempo son más prósperos y siempre ofrecerán mejores oportunidades. Como decía, emigrar es indudablemente una decisión dura y difícil (incluso para los que se quedan), porque dejas gente, lugares y vivencias atrás. Pero ir a países mejores, no debería ser una desgracia, sino una oportunidad para vivir mejor. Es obvio que no todos los que emigran consiguen su objetivo de construir una vida digna en otro país, pero algunos ni se lo plantean volver a su país de

origen, y consideran que emigrar ha sido una gran decisión que ha cambiado sus vidas para mejor. Mónica Balau (Acceso Universidad) Ilustración: Soledad Calés

7


2015

Anaquel digital nº. 11

Opinión

Envejecimiento y calidad de vida El envejecimiento es otra atapa de la vida que va unida a la calidad de vida, tanto familiar como individualmente. Muchos esperamos llegar a esta dorada etapa, donde toca descansar, relajarse, y donde las perspectivas

nuestra alimentación y forma física, para que estas enfermedades puedan ser detectadas a tiempo y antes de que nos imposibiliten la movilidad, o tengamos que depender de algo o alguien.

se abren interesantes y divertidas. Sin lugar a duda, envejeceremos. Este hecho no debe ser impedimento para disfrutar de la vida, es un momento donde el tiempo libre ya no escasea y hacer las cosas que siempre se quiso y nunca se pudo. Pero esto lleva consigo unas pequeñas notas a pie de página, como las enfermedades degenerativas. Los médicos ponen más atención en

El desarrollo de la medicina y la tecnología tiene mucho que ver con nuestra calidad de vida. Sin ellas nuestras expectativas de vida, sin lugar a dudas, sería menor. Nuestra vejez es más larga y duradera, los adelantos y los estudios científicos ayudan a retrasar enfermedades y también a veces, a esquivarlas. Si bien es cierto que el envejecimiento es proporcional a la calidad de vida de cada persona 8


2015

Anaquel digital nº. 11

(nivel económico, status, etc.), nuestros mayores se sienten útiles dentro de una sociedad que no les margina. Pero también hay personas que no tienen recursos suficientes, y sí que están marginados por la sociedad. Su soledad les pesa como losas; nadie se acuerda de ellos y son los que con más frecuencia son dependientes de algo o alguien Su calidad de vida es muy pobre; requieren ayudas de servicios sociales y personas voluntarias dispuestas a dar su tiempo para estar con estás personas, que en su vejez están solas y se sienten abandonadas. Para los expertos, la calidad de vida se consigue cuando se cubren las necesidades básicas. Pero conviene que esta calidad de vida se vea acompañada por el bienestar, que se identifica con el desarrollo tecnológico y sobre todo con una cuidada salud. Se afirma y mantiene a partir de dispositivos preparados para nuestro propio control, en forma de pulseras o video cámaras conectadas a centralitas con un amplio sistema de logística, privado o social. Los cambios influyen mucho en la calidad de vida, el estado mental, social, el aumento de la esperanza de vida, las nuevas estructuras familiares, etc... Cualquier cosa puede dar un

cambio inesperado en tu vida y ser el factor determinante de la calidad de vida. Lourdes López (Acceso a Universidad) Ilustraciones: https://www.google.es/search?q=ilustracio nes

9


2015

Anaquel digital nº. 11

Opinión El auge de la cirugía estética Hoy en día hay que ser y estar “guapo”; es algo “necesario” en nuestra sociedad. Estamos bombardeados por anuncios en los que salen modelos, tanto chicos como chicas, con cuerpos esculturales y caras de ángel, quienes nos venden productos con los cuales se supone que nos volveremos como ellos. Pero nada más lejos de la realidad; todo es falso. Hay quienes se toman muy en serio el llegar a emularlos; van al gimnasio, llevan estrictas dietas y son quienes realmente pueden llegar a conseguir tener ese aspecto. Por otra parte hay otros que, con su dinero y en poco tiempo, pretenden lograr los mismos resultados. También existe gente acomplejada, al creer que no tienen el cuerpo deseable según los cánones en boga. Y por ello recurren a la cirugía estética. Pero esta no deja de ser una intervención quirúrgica, lo cual es muy invasivo para el organismo.

Además, es necesario el uso de anestesia, la cual puede presentar reacciones adversas, como la pérdida de funciones de algún órgano, daños en el sistema neurológico e incluso la muerte. Asimismo el médico que practica dicha intervención puede fallar y hacerte una chapuza. Algunos porque son “low cost” y no están colegiados, que te practican la operación poco menos que en una cuadra, y otros porque sencillamente cometen errores. Más inconvenientes presentan algunas de las operaciones de cirugía estética que se realizan a través de la introducción de objetos, como los famosos implantes de silicona, o bien la aplicación de toxinas como el clostridium botulinum (botox) y otras sustancias en nuestro organismo. Pero en realidad nuestro cuerpo solo necesita, alimentos, agua y sol para vivir, siempre acompañados de algún tipo de actividad física. 10


2015

Anaquel digital nº. 11

Antes de someterse a una de estas operaciones estéticas, sería importante fijarse en la cantidad de gente que acaba hecha un monstruo por querer ser más guapa. Hay un caso muy reciente: la famosa actriz Renee Zelweger, quien no era un adefesio hasta que pasó por el quirófano. La belleza es algo subjetivo, hay quien te verá más guapo y hay quien te verá más feo, pero lo importante es aceptarse tal y como uno es, sin recurrir a una operación que pone en riesgo tu salud. Por último, una opinión a título personal; lo natural es más bello. Rubén Martínez (Acceso a Universidad) Ilustración: https://www.google.es/search?q=ilustracio nes

11


2015

Anaquel digital nº. 11

Opinión Seis hombres con fe Hace unos años, decidí salir de mi país natal, Camerún, para buscar un futuro mejor. Poco a poco fui cruzando el continente africano hasta llegar a Marruecos. Allí me instalé, en Rabat, la capital. Un buen día, mientras veía un partido de fútbol, me encontré por casualidad con unos paisanos. Me acerqué a ellos y comenzamos a hablar. Conversamos largo rato sobre nuestra vida en Marruecos. Todos coincidimos en que estábamos cansados de vivir allí, porque al ser extranjeros no podíamos circular con libertad, por miedo a que la policía nos arrestara y nos deportara a Argelia. Pensábamos que nuestra vida sería mejor si lográramos viajar a España. Al finalizar la conversación, nos intercambiamos nuestros teléfonos para ir poco a poco planeando el viaje y hacer así realidad nuestro sueño.

Tras tiempo pensando cómo hacerlo, comenzamos nuestra aventura: un viaje muy difícil, largo y peligroso, pero con mucha fe en Dios y esperanza en que iba a salir bien. Entre todos logramos conseguir un poco de dinero para comprar una barca hinchable llamada en nuestra lengua materna “Lampa-lampa”, unos chalecos salvavidas y algo para comer. Tras tener el material, fijamos una fecha para el viaje y la ruta que teníamos que hacer. Primero salimos de Rabat a Tetuán, lugar más cercano a España por el mar. Salimos de la capital de Marruecos en un autobús lleno de gente para pasar desapercibidos y evitar que la policía nos viera. Después de cuatro horas de viaje, a las cinco de la mañana, llegamos a la ciudad. Al bajar del autobús, fuimos a toda prisa al bosque más próximo. Debíamos llegar antes de que los campesinos despertaran y se dieran cuenta de 12


2015

Anaquel digital nº. 11

nuestra existencia en la zona, y antes de que avisaran a la policía. Después de cuatro horas de marcha y muy cansados, logramos llegar a un lugar tranquilo donde pudiéramos descansar antes de dirigirnos al lugar fronterizo. Allí pasamos la noche en vela, preocupados y nerviosos, pero esperanzados. Al día siguiente proseguimos la marcha, cual soldados de un ejército. Nos quedaban quince horas hasta llegar a nuestro destino. Descansába mos cada poco y sobre todo protegíamos nuestro “Lampa-lampa”, puesto que era el instrumento para conseguir nuestro fin.; era como una niña que estaba a cargo de sus padres. Ninguno apartábamos la vista de ella. Al fin, llegamos a l sitio deseado; una montaña, un montón de tierra para aquellos que caminan cada día por allí. Pero para nosotros era una luz en la oscuridad, una dosis de energía ante tanta fatiga. Era el comienzo de nuestro sueño.

Las seis de la mañana y de noche. Teníamos que ir a toda prisa a la orilla para desplegar nuestra barca y comenzar el viaje por mar. La policía española de un lado, y la marroquí por otro, nos hicieron posponer el trayecto. Ansiosos y sin saber qué hacer, decidimos esperar hasta las cinco de la mañana, momento en el que se produjera el cambio de turno. A esa hora, inflamos nuestra “Lampa-lampa” y todos juntos remamos para alejarnos de la orilla. Se hacía de día y empezamos a temer que fuéramos descubiertos, aunque no perdimos el ánimo, ya que era mejor que nos cogieran en el mar, después de haberlo intentado, que en tierra marroquí, con la posibilidad de que nos deportaran a Argelia. Desde la orilla, el Mediterráneo parecía un mar en calma. Sin embargo, al poco tiempo de comenzar la navegación, el mar nos mostró su furia en forma de grandes olas y con frío y fuerte viento.

13


2015

Anaquel digital nº. 11

A lo lejos, vimos a la policía marroquí y nos entró pánico. Comenzamos a remar fuertemente para alcanzar mar español y no ser deportados. El viento se puso a nuestro favor y nos ayudó a proseguir. Cansados, con mareos y vómitos, tuvimos que hacer una pausa y dejar de remar. Durante el poco tiempo que duró el descanso, un barco de mercancías pasó no muy lejos de nosotros y dejó olas tan grandes que casi nos hundimos. Ese mismo barco avisó a la Cruz Roja española, que vino a nuestro rescate. A las diez y media de la mañana del mismo día, y tras un viaje de cinco horas, pisamos por fin suelo español. Ya en España, un equipo de médicos nos envolvió en papel de aluminio, nos taparon con mantas para entrar en calor, y nos hicieron un pequeño control

sanitario. Acto seguido, la policía nos llevó al Centro de Internamiento de Inmigrantes de Algeciras, donde permanecimos 56 días sin salir, viendo el día de salir y circular libremente por las calles. El once de julio del mismo año, Benjamín, Jean Paul, Salomon, Pièrre, Mohamed y yo salimos del Centro y por fin vimos cumplido nuestro sueño. Después, cada uno tomó su rumbo: unos se quedaron en el sur, otros fueron al este, otros a Francia, y yo me vine al norte, a Cantabria, donde sigo viviendo Todo el sufrimiento, la fatiga, los mareos, el cansancio, el riesgo de perder mi vida, valieron la pena. ¡Mi sueño se cumplió! Samuel (4º ESPA) Ilustraciones: https://www.google.es/search

14


2015

Anaquel digital nº. 11

Conversamos con… Antonio López Gómez y Víctor Ruiz, alumnos del taller de pintura

Un CEPA de imágenes y colores Se inaugura otra nueva exposición pictórica Sin duda alguna, los talleres de pintura y dibujo cada ve cobran más aceptación entre el alumnado. Este curso se ha inaugurado un segundo taller, que dirige el profesor Laurentino Garrido. El resultado de la actividad no puede ser más llamativo y elocuente. Aún no se han cumplido seis meses desde el inicio de esta nueva experiencia en Educación Permanente, y ya tenemos expuestas más de setenta obras pictóricas en nuestro Centro. Maite, Magdalena, Milagros, Pilar, Antonio y Víctor son las seis personas que firman los cuadros y dibujos expuestos; cuatro artistas que demuestran hechuras en el manejo de los pinceles y el lapicero, aun contando con que casi todos son noveles en esta arte. Pero, más que la calidad o el éxito contable nos sentimos más interesados por la experiencia humana y formativa que supone este taller. Por ello, hemos invitado a nuestra redacción de ANAQUEL, a dos de los alumnos que exponen. Este es el resultado de la charla. -Nos gustaría saber algo sobre vuestra presencia en el CEPA: estudios previos, motivos para ingresar en el taller… Antonio López Gómez: Este curso ha sido mi primer año en el Centro. Me inscribí en el taller para aprender técnicas en dibujo y pintura. Yo llegué en el mes de noviembre y hasta ese momento nunca había realizado ningún 15


2015

Anaquel digital nº. 11

tipo de dibujo o pintura. Es cierto que, de estudiante, tuve alguna asignatura de plástica o similar. Pero la verdad es que se impartía bastante mal o no se prestaba la importancia que debería tener. Pienso que en aquella época no se buscaba precisamente que el alumno tuviera algún tipo de autonomía ni solvencia en el sentido artístico.

Antonio López

Así que, ya de mayor, he intentado encontrar por mí mismo una respuesta a mis propias inquietudes. Cuando empiezas sueles tener muchas dudas, y a veces pecas por ir demasiado deprisa o demasiado “sobrado”. Yo he empezado de la manera más sencilla: Me puse a contemplar un cielo; sus coloraciones, matices, detalles… Luego intenté trasladar esas impresiones a la pintura. Es decir, intento pasar de la realidad a la línea plástica a través de mi propia forma de entender la forma.

Víctor Ruiz Rodrigo: En mi caso, yo no soy “nuevo” en el CEPA, ni mucho menos. Yo cursé ESPA hace unos diez años. Luego ingresé en un curso de preparación de Pruebas de Acceso, pero enseguida desistí porque encontré que estaba desbordado. Este curso me he decidido a matricularme en este taller y, como en el caso de Antonio, mi experiencia era absolutamente nula en pintura y dibujo. Mi mujer me animó bastante a que viniera y probara. La verdad es que andaba buscando realizar algún tipo de actividad que me satisficiera y que supusiera también un reto 16


2015

Anaquel digital nº. 11

personal. Creo que la curiosidad y el interés son elementos imprescindibles para acometer una experiencia como esta. Luego, naturalmente, viene la voluntad, el afán por progresar y ensayar nuevas fórmulas.

Víctor Ruiz

-¿Qué os aporta la pintura y el dibujo desde el plano personal? A.L.G.: Para mí, es una especie de terapia tanto para el alma como para el cuerpo. Lo valoro como si fuera un éxtasis o un trance que se experimenta en determinados momentos. A veces, llego a perder la noción del tiempo. Pero la satisfacción es inmensa; es una alegría llegar a terminar un pequeño cuadro o dibujo. Te sientes muy reconfortado porque en realidad es una obra creada por ti, por muy modesta que sea. V.R.R.: Coincido con Antonio en la satisfacción personal que genera la obra realizada. Es como una adicción; siempre tienes que tener algo nuevo entre manos. Mismamente, ayer me encontraba yo pintando a las dos de la mañana como si tal cosa… Además, y aunque resulte paradójico, la pintura y el dibujo relajan muchísimo. -¿Qué técnicas utilizáis y con cuál os encontráis más a gusto? A.L.G.: A mí me van muy bien el pastel, la acuarela y las témperas. Pero también hago incursiones en óleo, sanguina, café… Son técnicas “dulces” y maleables. Ya sé que a la gente le atrae más el óleo porque parece que 17


2015

Anaquel digital nº. 11

tiene más valor. Yo últimamente estoy encantado con el café… Puede parecer un chiste pero es que es una técnica que me va muy bien. Desde luego no es una fórmula novedosa ni mucho menos. Yo realizo una aguada previa y la mezclo con nescafé soluble… No se trata de un anuncio mañanero… Pero es que el café como técnica pictórica tiene muchas posibilidades: coloración, aroma, tonalidad… V.R.R.: Yo suelo experimentar con acrílica, lápiz… Hago siempre un dibujo previo y procuro perfeccionar, paso a paso, lo poco que voy sabiendo. Soy muy cauto en lo que realizo; no me pongo a hacer incursiones en algo que no haya experimentado previamente. Me gusta ir despacio y sin prisas.

A.L.G.: Pues yo nunca hago dibujos previos ni boceto alguno. Me pongo a dar color en el momento que tengo perfilada mentalmente la obra. A veces me pongo a pintar con los mismos dedos. He empezando haciendo nubes con los dedos… Es una sensación muy agradable. Más agradable que utilizar el pincel. Suelo inspirarme en fotos, sobre todo referente a paisajes. -¿Qué pensáis de ese el tópico de que “una imagen vale más que mil palabras”? A.L.G.: La imagen aporta mucho; es indudable. Pero si va acompañada de una palabra, el efecto es mucho mejor. Yo siempre suelo acompañar mis obras con una poesía.

18


2015

Anaquel digital nº. 11

V.R.R.: Estoy en la misma línea. En realidad, no son realidades excluyentes sino complementarias. Deben de confluir una en la otra.

¿Qué dibujo o pintura os hubiera encantado llegar a firmar vosotros mismos? A.L.G.: A mí me cautiva La Gioconda. También me ha gustado siempre, en general, la pintura flamenca. Pero, si me pides, casos individuales, me quedo con Monet y los impresionistas franceses. V.R.R.: Pues yo me muevo por la historia más reciente. La obra del pintor bielorruso Leónidas Afrémov me tiene encandilado. De hecho, como habéis podido observar, una buena parte de mi obra expuesta está basada en sus pinturas. Esos paisajes, esas escenas urbanas, las flores, marinas, los retratos de Afrémov… me parecen extraordinarios. Si tenemos que fijarnos en algún artista de la tierra, me quedo con Alicia Cañas. Realiza una pintura realista, con paisajes, retratos, naturalezas muertas, bodegones… En fin; todo muy interesante. -Ahora la clásica pregunta “trampa” que suele formularse a los artistas… ¿Arte abstracto o figurativo? A.L.G.: Figurativo. Definitivamente, me quedo con la forma. Muchas veces el arte abstracto, simplemente, no llegó a entenderlo. Pienso que a la gente, en general, lo que le gusta y le interesa es el arte figurativo. Lo abstracto queda muchas veces para “la galería” (nunca mejor dicho). No 19


2015

Anaquel digital nº. 11

me gusta tampoco el realismo ni el hiperrealismo. En realidad, si te soy sincero, no me gustan los extremos en arte. V.R.R.: Yo voy por la misma línea. A mí me pasa que tampoco llego a entender ciertas obras y ciertos artistas. Simplemente eso. Me pasa con Picasso, por ejemplo. Yo me dejo llevar por la obra que me impresiona vivamente y a la primera; sin más. Acabo de ver en Palazuelos una pintura sobre la isla de Mouro, que me parece genial, fantástica.

-¿Qué sentido o finalidad tiene para vosotros el arte? A.L.G.: En mi caso particular, es disfrutar con la obra creada. Lo puedes hacer bien o mal. Sé que la obra es, por esencia, siempre imperfecta. Pero la satisfacción de haber logrado algo a partir de tu imaginación, sensibilidad y creatividad, es algo impagable desde el punto de vista emocional. Creo que ese tipo de reflexiones deben aplicarse a la vida en general, independientemente de la faceta artística. Está claro que lo que haces por ti mismo, sin ninguna finalidad, como no sea disfrutar con los retos que te marcas, da muchas satisfacciones. Si, además, se lo regalas a tus amigos y les haces disfrutar también con lo que has hecho, pues mejor que mejor. En este sentido, yo sé que hay pintores que actúan como si fueran una firma mercantil. Crean únicamente para vender. No comparto esa actitud. V.R.R.: Naturalmente que la satisfacción personal es la mayor recompensa que puedes tener, sobre todo en el nivel que nosotros nos 20


2015

Anaquel digital nº. 11

movemos. Cuando me doy cuenta de que estoy acabando un trabajo, me llega una satisfacción indescriptible. Desde luego, no estoy nada de acuerdo con el sentido mercantilista del arte. -¿Alguna recomendación o consejo para vuestros compañeros? A.L.G.: Que se animen a participar en un taller de este tipo; es una satisfacción muy grande. V.R.R.: Suscribo esas palabras. Es que el arte “engancha” mucho. -Finalmente, vamos a volver a los inicios de esta entrevista: ¿Qué os está aportando el CEPA a lo que es vuestra formación personal e intelectual? A.L.G.: En mi caso, el profesor Lauren ha sido esencial. Me aporta una manera emotiva y a la vez plástica de acercarme al fenómeno artístico. Esa visión y esa actitud me parecen fundamentales; es más importante que la vertiente puramente formal o académica, sobre todo para los que estamos empezando. V.R.R.: Coincido contigo. Lauren no enseña de la manera convencional, sino que sabe profundizar en el interior de la realidad. En ese sentido, el profesor aporta ese matiz de sensibilidad e incluso de espiritualidad, que a mí me gratifica especialmente. Yo estoy muy a gusto en el taller.

21


2015

Anaquel digital nº. 11

Visitas culturales

En el Museo de Prehistoria Dentro de la programación de actividades culturales que desarrolla el Departamento de Sociedad, el alumnado de 1º ESPA y el grupo de preparación para las Pruebas libres de Graduado en Secundaria ha tenido ocasión de visitar el Museo de Prehistoria de Cantabria, que actualmente tiene su sede en los bajos del Mercado del Este de Santander. En el museo se recogen una buena cantidad de objetos y utensilios correspondientes a más de 34.000 años en la prehistoria de Cantabria y abarca hasta el final de la Edad Media. Lo más llamativo y espectacular sin duda son las enormes estelas votivas y funerarias que ocupan un buen número de metros cuadrados dentro del museo. Pero también se estudian aspectos de la vida cotidiana y familiar de las familias cántabras durante ese larguísimo período de su historia y prehistoria. Sin duda una visita interesante y muy provechosa para este grupo de estudiantes del CEPA, que han sido acompañados por la profesora Patricia Álvarez García.

22


2015

Anaquel digital nº. 11

Exposiciones y convocatorias Dibujos y pinturas El taller de dibujo y pintura es ya una de las actividades clásicas en este Centro. No es la primera vez que el taller que dirige el profesor Pedro Martínez, realiza exposiciones y muestras de sus trabajos. Y siempre que sucede, es una buena ocasión para darse cuenta de los progresos y la evolución de este grupo de alumnas artistas, que siempre ponen lo mejor de sí mismas en cada cuadro y en cada dibujo. Anaquel ya dedicó, en su día, un pequeño artículo a este taller y al tipo de actividad que realiza cada año. Así que únicamente nos limitamos a dar noticia de este feliz acontecimiento y de sus protagonistas: Milagros González, Juana Pascual, Cecilia Paz, Milagros Pérez, M. Ángeles Puente, Elvira Ruiz, Carmen Solano, Ramona Suárez, Rosario Torre, m. Antonia Vallejo.

23


2015

Anaquel digital nº. 11

Fotografías antiguas El CEPA sigue exponiendo material fotográfico procedente de los fondos fotográficos del Centro de l Documentación de la Imagen de Santander. Se trata de una variada colección de instantáneas, que recrean la vida social de nuestra ciudad desde los primeros momentos en que se difundieron las técnicas del revelado fotográfico. Desde el pasado mes de marzo, hemos tenido ocasión de contemplar un grupo de fotografías en las que se reproducen situaciones y escenas de algunas familias de la clase media santanderina. Son escenas de interiores y en las que aparecen grupo de personas en diferentes momentos de la vida cotidiana. Los revelados corresponden a los primeros años del siglo XX. Desde luego, son documentos verdaderamente interesantes desde el punto de vista sociológico; posiblemente sean las primeras fotografías que reproducen escenas de familias de clase media, dentro de sus propias viviendas. Una buena oportunidad para darse cuenta de cómo era la vida santanderina “desde dentro” y desde la realidad cotidiana.

24


2015

Anaquel digital nº. 11

Blanca Ortiz: “El mimbre de la luna en un poema” Dentro del ciclo sobre poetas de Cantabria de la promoción de los ochenta del siglo pasado, le ha tocado turno a Blanca Ortiz. Profesora y escritora, Blanca lleva ya treinta años componiendo y dando recitales por toda la región. Sus versos son el reflejo de un espíritu inquieto y sensible, siempre atento ante la realidad de la vida, en todas sus facetas, situaciones y contradicciones. Blanca conserva en su mirada un rico caudal de matices, sensaciones y lugares insólitos, que sabe trasmitir y compartir con sus lectores y oyentes. Poesía testimonial, poesía simbolista, poesía de la experiencia vital… Palabras claras y emotivas en el CEPA de Santander, el pasado 5 de marzo.

25


2015

Anaquel digital nº. 11

Amas de cría Las jornadas que el CEPA realiza todos los 5 de marzo, tienen como objetivo realzar y reafirmar el papel de la mujer en la sociedad actual. En la pasada edición, tuvimos ocasión de asistir a una interesante charlaconferencia que el profesor Javier Barriuso dedicó a dar a conocer algunos aspectos de la vida de las amas de cría en la realeza española, particularmente las amas de cría de origen cántabro. Con sencillez y amenidad, pero con rigor y buena documentación, el profesor Barriuso trazó algunas características de la vida cotidiana y la función que estas personas realizaban en la corte madrileña. Se expusieron datos inéditos acerca de la vida de estas personas, tanto desde el punto de vista personas como social. Desde luego, la charla sirvió para desterrar algunos mitos y a la vez para realzar aspectos inéditos en torno a estas amas de cría, que ya forman parte del pasado histórico más reciente.

26


2015

Anaquel digital nº. 11

La crisis y el teatro inteligente El salón de actos del CEPA ha vuelto a servir de escenario para un nuevo montaje del grupo Unos cuantos, que dirige desde hace muchos años el profesor Freire. Y por segunda vez, la función se ha saldado con un gran éxito de asistencia y de atención por parte del alumnado y profesorado del Centro. Este colectivo teatral ha hecho de la crisis económica y social una fuente de inspiración y también una forma de llamar la atención sobre aspectos importantes de la convivencia y las formas de enfrentarse a un momento tan crítico como el actual. Se trata de escenas de la vida corriente: de ciudadanos jóvenes y mayores que se encuentran en un punto crítico de la vida, y que se sienten desconcertados, y a veces manipulados, por efecto de ese monstruo con múltiples cabezas que llamamos “crisis”. Lo realmente importante es el talante, la finura y el humor inteligente con que se desenvuelven estos actores por la escena. Es una buena manera de llegar al público y movilizar las conciencias acerca de un drama que afecta a muchísimas familias españolas.

27


2015

Anaquel digital nº. 11

Visto y oído Reír al Viento de Sandra Barneda Esta novela versa sobre una mujer volcada en su familia y en su trabajo. Ella está acostumbrada a ayudar a los demás y olvidarse de sí misma, lo que la lleva a una crisis existencial de "amor, desamor, soledad,..." La protagonista siente la imperiosa necesidad de encontrarse a sí misma, de abrir la puerta de la jaula en que se encuentra, y para ello decide emprender un viaje. En su segunda parte la narración sucede en la isla de Bali, lugar que se describe con tanta maestría que te hace pensar que tu vida también discurre allí, disfrutando de sus paisajes y viviendo sus puestas de sol. En el viaje que inicia la protagonista conoce a cuatro mujeres muy diferentes entre sí, con quienes estrechará fuertes lazos de amistad. Me gustaría recomendar la lectura de esta novela porque es una historia escrita con realismo y sensibilidad. Es fácil de leer, entretenida e interesante; en resumen, que “engancha” desde la primera línea. Y, desde el punto de vista del contenido, la novela encierra una enseñanza muy importante en todos los aspectos: el valor de la amistad y del compañerismo. Por tanto, no os podéis perder esta novela de Sandra Barneda. Elena Alonso Arce (Taller de Inglés)

28


2015

Anaquel digital nº. 11

Rincón creativo

La superación personal Paciencia con mi reloj de arena. Cada granito lo gozo; Disfruto del alba, Disfruto de esa temeridad de la gente fuerte y sencilla. Me inspiran grandeza, cosida con espinas. El reflejo de las lágrimas hundidas en el pozo de la desesperación. En el hallé un tirabuzón Que me reveló la luz de la savia. Luisa Bustos (4º ESPA)

29


2015

Anaquel digital nº. 11

No digas No digas que amas cuando solo tienes interés. Ama cuando tu corazón lata más fuerte, cuando estás al lado de tu amor prohibido. Quiere cuando seas capaz de darlo todo por la persona que merece tu Amor, Cariño, Comprensión. No ames cuando no sabes lo que es en realidad el verdadero significado de la palabra AMOR. Estefanía del Castillo (4º ESPA)

30


2015

Anaquel digital nº. 11

Descubriendo Santander

(Carta-invitación a un amigo extranjero) Te invito a conocer mi ciudad, seguro que te gustara. Yo vivo aquí desde hace muchos años. Es una ciudad clásica con pocas transformaciones, aunque últimamente hubo algunos cambios en su paisaje y también en su organización. Por ello, ahora la están haciendo más moderna, cómoda, cultural y abierta al turismo En Santander tenemos la suerte de tener buen clima; los veranos son suaves y los inviernos templados. No suele hacer demasiado frio; este año el invierno parece estar cómodo y no se quiere ir. No obstante, confiemos en poder disfrutar de una soleada primavera. Las playas de Santander nos esperan este verano; seguro que te gustarán. Son muy extensas, con arena fina y blanca. El mar es muy azul, la temperatura del agua es fría aunque aquí ya estamos acostumbrados Tenemos muy cerca muchas zonas de montaña para excursiones; es estupendo poder ascender a una montaña aun nevada y ver el mar a tus pies; es un placer que poca gente puede disfrutar. En lo que es la zona de la bahía de Santander, tenemos ahora muchas zonas nuevas que visitar. Hay un gran museo en construcción, que hará cambiar la actividad cultural de la ciudad y dinamizarla, poniéndola a la altura de otras capitales. Seguro que la ciudad será aún más interesante de visitar si cabe Y no olvidar nuestra gastronomía. Ahora podrás probar la cocina más tradicional con nuestros platos típicos y una nueva cocina moderna, que hará de tu viaje a nuestra ciudad una experiencia con los cinco sentidos Te espero. María Presmanes (4º ESPA)

31


2015

Anaquel digital nยบ. 11

32

Profile for ascanio

Anaquel nº11 abril 2015  

Anaquel nº11 abril 2015  

Profile for ascn
Advertisement