Page 1

El Decamer贸n Segunda Jornada Ilustraciones de Celedonio Perell贸n


En el jardín La Segunda Jornada de “El Decamerón” contiene doce aguafuertes a color realizados al aguatinta, cuya mancha está compuesta por distintas viñetas que en su conjunto resumen cada cuento. Los dibujos a línea son litográficos. Técnica de grabado: aguafuerte y aguatinta bruñida con una sola plancha. El epílogo corre a cuenta del que fuera Presidente de la Asociación Madrileña de Críticos de Arte, el recordado Mario Antolín Paz.

© Liber Ediciones :: Más información: goo.gl/Equ6LM


Martellino Novela primera: Martellino, fingiéndose tullido, simula que lo ha curado San Arrigo; descubierto su engaño, lo muelen a palos y está a punto de ser ahorcado, aunque por último se salva.

© Liber Ediciones :: Más información: goo.gl/Equ6LM


Rinaldo de Asti Novela segunda: Rinaldo de Asti, robado, va a parar a Castel Guiglielmo y es albergado por una viuda; resarcido de sus males regresa a casa sano y salvo

Š Liber Ediciones :: Mås información: goo.gl/Equ6LM


Alessandro y la dama Novela tercera: Tres jóvenes malgastan su hacienda y se empobrecen; un sobrino suyo, que regresa desesperado a casa, se encuentra con un abad, que resulta ser la hija del rey de Inglaterra, la cual lo toma por marido y resarce a sus tíos de sus males, devolviéndoles su buena posición

© Liber Ediciones :: Más información: goo.gl/Equ6LM


Landolfo Rufolo Novela cuarta: Landolfo Rufolo, arruinado, se hace corsario; apresado por los genoveses, naufraga y logra salvarse agarrado a un cofre lleno de valiosas joyas; ayudado por una mujer de Corfú, rico regresa a casa,

© Liber Ediciones :: Más información: goo.gl/Equ6LM


Andreuccio de Perusa Novela quinta: A Andreuccio de Perusa, llegado a Nápoles a comprar caballos, le sobrevienen en una noche tres graves desgracias y, librándose de todas, con un rubí regresa a casa

© Liber Ediciones :: Más información: goo.gl/Equ6LM


Doña Beritola Novela sexta: Doña Beritola, hallada con dos corzos en una isla, tras haber perdido dos hijos, marcha a Lunigiana; allí uno de los hijos entra al servicio de su señor, se acuesta con la hija de éste y es encarcelado. Cuando Sicilia se rebela contra el rey Carlos y la madre reconoce a su hijo, éste se casa con la hija de su señor y encuentra a su hermano, recobrando su alta posición.

© Liber Ediciones :: Más información: goo.gl/Equ6LM


El sultán de Babiliona Novela séptima: El sultán de Babiliona envía al rey del Algarbe una hija suya como mujer; a causa de diversas desgracias, ésta pasa, durante cuatro años, por las manos de nueve hombres en diversos lugares; restituida por último a su padre como doncella, vuelve a marchar, como primero hacía, a casarse con el rey del Algarbe.

© Liber Ediciones :: Más información: goo.gl/Equ6LM


El conde de Amberes Novela octava: El conde de Amberes, acusado en falso, marcha al destierro; deja a dos hijos suyos en diversos lugares de Inglaterra y, cuando regresa de Escocia sin ser reconocido, los encuentra en buena posición; marcha como mozo de cuadra al ejército del rey de Francia y, reconocida su inocencia, recobra su primitivo estado.

© Liber Ediciones :: Más información: goo.gl/Equ6LM


Bernabó de Génova Novela novena: Bernabó de Génova, engañado por Ambruogiuolo, pierde su hacienda y manda matar a su inocente esposa; ésta se salva y, con ropas de varón, sirve al sultán; se encuentra al burlador y conduce a Bernabó a Alejandría, donde, tras el castigo del burlador, vuelve a adoptar sus ropas femeninas y ella y su marido ricos regresan a Génova.

© Liber Ediciones :: Más información: goo.gl/Equ6LM


Paganino de Mónaco Novela décima: Paganino de Mónaco le roba la mujer de micer Ricciardo de Chinzica, el cual, sabiendo dónde ella está, acude allí y se hace amigo de Paganino; le pide que se la devuelva y él se la concede, siempre que ella quiera; ella no quiere volver con él y, muerto micer Ricciardo, se convierte en la mujer de Paganino.

© Liber Ediciones :: Más información: goo.gl/Equ6LM


Tras la cena Los veinticuatro grabados al aguafuerte y al aguatinta, ceñidos y luminosos, vivos y mordaces, culta y sensualmente mediterráneos que Perellón nos ofrece en los dos primeros tomos de la obra, responden fielmente a la idea del maestro Eugenio D’Ors cuando escribió sobre "El Decamerón": "Lo que llamamos alegre, gozoso, es su sintaxis... Boccaccio es como Giorgione. En los colores y en las palabras se han filtrado rayos del sol de mayo"

© Liber Ediciones :: Más información: goo.gl/Equ6LM

"El Decamerón" ilustrado :: Segunda Jornada  

Celedonio Perellón en esta segunda jornada de El Decamerón crea doce aguafuertes a color realizados al aguatinta, cuya mancha está compuest...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you