__MAIN_TEXT__
feature-image

2 minute read

SARCO - HACEDOR:MAKER/arquitectos 

Proyecto Arquitectónico: HACEDOR:MAKER/arquitectos                                                

José Fernando Vázquez Pérez, CAAPPR, AIA

Construcción: Juncos & Lockwood

Diseño Estructural: Arturo Beale

Iluminación: San Juan Lighting

Área: 50,000 p2

Fotografía: José Fernando Vázquez Pérez

Lugar: Amelia, Guaynabo, Puerto Rico

Año: 2015

SARCO es la rehabilitación de una facilidad industrial, transformada para servir como sede administrativa para South American Restaurants Corporation; un operador regional de franquicias de restaurantes. La estructura original de 50,000 pies cuadrados, construida con paneles modulares de concreto, y techos, columnas y vigas de acero, fue erigida en los 80’s por la farmacéutica Wyeth-Ayerst. El edificio original era oscuro y hermético, de arquitectura burda y genérica, con pocas ventanas y una planta cuadrada, con vistas al exterior sólo desde las oficinas de la periferia, y su distribución laberíntica minimizaba la entrada de luz natural, y entorpecía la fácil adaptación.

El nuevo programa requería de la consolidación de operaciones en espacios singulares, por lo cual se persiguió una estrategia de abrir la planta, fachada y cubierta del edificio, literal y figuradamente, para así permitir la entrada de luz natural, y una mayor densidad de ocupación. Se eliminaron la mayoría de los muros interiores, y se instalaron nuevas estaciones de trabajo de poca altura, creando un espacio central de trabajo tipo “loft”. Las oficinas privadas se reinstalaron en la periferia pero esta vez con muros de cristal que, combinados con nuevas ventanas hacia el exterior, así como entradas de luz por la cubierta y al centro del edificio, aumentaron la iluminación natural al interior.  

El proyecto, que incorpora nuevas alteraciones de fachada, una nueva reconfiguración interior, y nuevos acabados, rescata y reutiliza el 90% de la estructura original. Además se incorporó un sistema de iluminación inteligente con lámparas LED que autoajusta la emisión de luz artificial según la incidencia de luz natural. De igual forma, los controles térmicos utilizados, ajustan las máquinas de aire acondicionado según la carga solar y de ocupación.

El proyecto incluyó el diseño y coordinación de todo el mobiliario interior, incluyendo las lámparas escultóricas de techo en forma de abanico, y los gabinetes de madera certificada por el FSC; siendo todos los muebles de contrato provistos por Herman Miller. El edificio, con miras a certificación LEED, tiene un consumo energético anual equivalente al 63% del edificio original.