Issuu on Google+

ENERO 2010

Costo de edición $5.00

AÑO: 3 No. 25

LA VOZ DE LA IGLESIA EN MONTERREY

COMPROMÉTETE >

CONOCE >

¿QUÉ SIGNIFICAN LA PALABRA DIÓCESIS Y EL ADJETIVO DIOCESANO?

¿HAY HÉROES ENTRE NOSOTROS?

ASAMBLEA ECLESIAL DIOCESANA 2009

/ P 10

/ P 14

/P6

ESTRUCTURAS PROPUESTAS EN LA AED PARA LA RENOVACIÓN PARROQUIAL ...pág. 9

VIVE >


CONOCE

Pastoral Siglo XXI > p. 2

CONOCE > EDITORIAL

on qué medios contamos para llevar adelante la Misión? Según el documento de "La Misión Continental para una Iglesia Misionera" nos propone tres medios para poderla llevar a cabo: 1.- Beber de la Palabra de Dios, que es el mejor lugar para tener un encuentro con J es ú s . 2 .- A l i m e nta r s e c o n sta n te m e n te d e l a Eucaristía y 3.- La Iglesia como casa y escuela de comunión. N u est ras c o m u n i d ad es pa r ro q u i a l es d e b e n i r haciendo conciencia de que las parroquias tienen que irse convirtiendo cada vez más en "Parroquias Misioneras", es decir, que cada vez más, tienen que salir a llamar y traer a los que se encuentran en este momento alejados de los beneficios de Dios y de su Iglesia. Parroquias misioneras que crezcan día a día en el llamado que van haciendo a los que están cerca de ella, pero que no la frecuentan y quizá hasta ni la conocen. Para ello, entonces, contamos con estos medios que mencionamos arriba y que serán los que nos ayuden a traerlos y para que ellos se sientan a gusto en medio de la comunidad. 1.- Beber de la Palabra de Dios: La Sagrada Escritura, "Palabra de Dios escrita por inspiración del Espíritu Santo", es, con la Tradición, fuente de vida para la Iglesia y alma de su acción evangelizadora. (DA # 247). Esta cita de Aparecida nos apoya para que utilicemos más la Palabra de Dios (Sagradas Escrituras y Tradición) como el principal medio con el que debemos ir por los alejados, ya ella posee una fuerza y un misterio que convence y anima, para que las personas que se sienten abatidas y agobiadas por esta vida, que desespera y cansa, se sientan aligeradas y consoladas, de tal manera que descubran en la Parroquia un espacio y

3.- Construir la Iglesia como casa y escuela de comunión.Jesús está presente en medio de una comunidad viva en la fe y en el amor fraterno. Allí Él cumple su promesa: "Donde están dos o tres reunidos en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos" (Mt. 18, 20). (DA# 256) Los discípulos misioneros que ya colaboran en la parroquia, deben crecer en esta gran realidad. Es el Espíritu de Jesús, el que se hace presente cuando se reúnen para tomar decisiones, para buscar juntos nuevos caminos pastorales y sobre todo conscientes de que Dios habla a través de "dos o más reunidos en su nombre".

un lugar de encuentro con Jesucristo. No descansemos hasta hacerles ver de este gran apoyo para sus vidas. Quienes lo descubran así, permanecerán siempre cerca de la Iglesia. 2.- Alimentarse de la Eucaristía.- "La Eucaristía es el lugar privilegiado del encuentro del discípulo con Jesucristo. Con este Sacramento, Jesús nos atrae hacia sí y nos hace entrar en su dinamismo hacia Dios y hacia el prójimo." (DA # 251) En efecto, quien ha experimentado el gran gozo de la Eucaristía, que alimenta y fortalece al débil y hace que el que duda encuentre un camino de luz, no podrá negar que la Eucaristía es todo un medio de salvación y de acción, para que todo discípulo misionero, le de un sentido a su vida. De tal manera que todos debemos añorar que los alejados, los que no están aprovechando este gran medio, se acerquen a beneficiarse de esta maravilla. Los que estamos conscientes de ello, debemos salir al encuentro de ellos, para que no se pierdan y aprovechen más los misterios que traen el consumir el Cuerpo y la Sangre de nuestro Señor Jesucristo.

Esta experiencia comunitaria es de gran ayuda como un medio para acercar a los alejados. Muchos de estos hermanos nuestros lo que necesitan es ser escuchados, necesitan espacios donde expresen sus preocupaciones y sentimientos, esto ya produce una gran paz; y que mejor espacio para ello, que ofrecércelos en la comunidad parroquial. Creo que sería muy importante como acción concreta, formar grupos donde las personas tengan la oportunidad de expresarse libremente y sobre todo donde son escuchadas y atendidas sus necesidades. Ojalá que en nuestras comunidades reflexionemos en estos grandes medios que la Iglesia nos ofrece para acercar a los alejados y tener cada vez más discípulos y misioneros en nuestras comunidades.

Pbro. Lic. Walter Fernando Gómez Olvera Director Editorial


CONOCE

CONOCE > LA VOZ DEL PASTOR CONTENIDO CONOCE EDITORIAL / p. 2 LA VOZ DEL PASTOR / p. 3 EL SANTO CURA DE ARS EN LA PURÍSIMA / p. 4 y 5 ¿QUÉ SIGNIFICAN LA PALABRA DIÓCESIS Y EL ADJETIVO DIOCESANO? / p. 6

MEDITA

LA ESTRELLA DE ORIENTE Y EL PAN DEL CIELO / p. 7 y 8

COMPROMÉTETE 16 ESTRUCTURAS PROPUESTAS PARA IMPLEMENTARSE EN LAS PARROQUIAS EN LA BÚSQUEDA DE SU RENOVACIÓN. / p. 9 ¿HAY HÉROES ENTRE NOSOTROS? / p.10 ¡FELIZ AÑO NUEVO! / p. 11 LA SEMANA DE ORACIÓN POR LA UNIDAD DE LOS CRISTIANOS EN NUESTRA ARQUIDIÓCESIS / p.12

VIVE 50 ANIVERSARIO DE LA CASA DEL SEMINARIO MENOR DE MONTERREY / p. 13 ASMBLEA ECLESIAL DIOCESANA 2009 / p. 14 y 15 FOTOGALERÍA DE LA ASAMBLEA / p. 16

DIRECTORIO Director General Emmo. Sr. Francisco Robles Ortega Arzobispo de Monterrey Sub - Director Pbro. Juan José Martínez Segovia Director Editorial Pbro. Walter Fernando Gómez Olvera Coordinación Lic. Juan Pablo Vázquez Rodríguez Consejo Editorial Lic. Yolanda Ruiz Mtz. Lic. Jorge Rodríguez Tueme Pbro. Juan José Martínez Segovia Pbro. Walter F. Gómez Olvera Pbro. Javier Hernández Raygoza Pbro. Leopoldo García Mtz. Pbro. Rogelio Narváez Martínez Colaboradores Secretariados, Departamentos y Comisiones de la Arquidiócesis. Representantes Parroquiales. Redacción y Revisión Departamento de Comunicación Diseño Lic. Miguel Angel Durán Rodríguez Impreso Imprenta Arquidiocesana de Monterrey Distribución Mensajería y Paquetería Galgo S.A. de C.V. Contabilidad Jasso Silva y Asociados S.C. Directorio Periódico Mensual Enero del 2010. Editor responsable: Pbro. Walter Fdo. Gómez Olvera. No. de certificado de Reserva otorgado por el Instituto Nacional de Derecho de Autor: 04-2007072412073100-01. No. de Certificado de lícitud de Título: 13903. No. de Certificado de licitud de Contenido: 11476. Domicilio de la Publicación: Calle Zuazua 1100 Sur, Barrio Antiguo, C.P. 64000, Monterrey N.L. Imprenta: Impresos Eclesiásticos, Dpto. de la Arquidiócesis de Monterrey, Calle Mitla 511 Col. Regina, C.P. 64290, Monterrey, N.L. Distribuidor: Mensajeria y Paquetería Galgo, Calle 16 de Septiembre 413 Ote. Col. Independencia C.P. 64720 Monterrey N.L.

Pastoral Siglo XXI > p. 3

DIOS NOS MANIFIESTA SU AMOR E stamos iniciando un nuevo año civil, un

año lleno de grandes expectativas, de retos interesantes para todo ser humano, pero sobre todo, como cristianos, será un año que nos presenta una nueva oportunidad para fortalecer nuestra fe de discípulos misioneros, y así manifestemos la presencia perenne de nuestro Redentor, que ha venido para dar un sentido pleno a nuestro peregrinar. Hemos reflexionado, dentro de las celebraciones de Navidad, la manifestación de Dios al pueblo. En la noche de Navidad, Dios se nos reveló en la pobreza, en el desamparo, en la humildad del niño que nació de María y que ella recostó sobre un pesebre; se resalta la pobreza y la humildad con la que Dios se nos manifiesta. De tal manera que no hay pretexto, para nadie, para decir que Dios es muy complicado, que no lo podemos entender, que no lo podemos ver, ni palpar. Dios no es nada complicado, Él se nos ha revelado en la pobreza y en la sencillez de un niño. No hay pretexto, puesto que los primeros que vivieron esta manifestación son unos humildes pastores, gente sencilla y menos complicada. Fue a los pastores a los primeros a los que se les anunció el nacimiento y fueron los primeros que descubrieron a Jesús y lo adoraron. El nacimiento del Hijo de Dios del seno de la Santísima Virgen María es una revelación del designio de la salvación de Dios a todos los pueblos sin distinción.

el sol, las estrellas, la lluvia, el viento, las plantas, etc., son signos palpables por los de que Dios nos habla y se nos manifiesta, es necesario sensibilizarnos ante tantos signos que nos manifiestan su amor. Un paso importante para descubrir las manifestaciones de Dios es ponernos en proceso de búsqueda de Dios. Él toma la iniciativa, pero nosotros tenemos que hacer l o p ro p i o, d e b e m o s d e j a r n u est ra comodidad física y ponernos en camino para celebrar ese encuentro con Dios, y una vez descubierto, tenemos que asumir nuestra actitud de criaturas; los magos una vez que descubrieron a Dios en el niño, se postraron y lo adoraron. Cómo nos hace falta esta actitud de humildad para adorar a Dios. Adoramos muchas veces a los ídolos, nos postramos ante el dinero, la riqueza, la fama, los ídolos que nos crea la televisión, muchas veces nos postramos y los adoramos, y el único q u e m e re c e es t a a c t i t u d es D i o s . No hay pretexto, Dios está a nuestro alcance, Dios ha tomado la iniciativa de revelársenos y darnos la salvación en su Hijo Jesucristo. Celebremos, al inicio de este 2010, la manifestación perenne de Dios en su Hijo Jesucristo y comprometámonos a vivir la sensibilidad de todos aquellos, que a lo largo de la historia, nos han dado muestra de que se siempre podemos encontrar a Dios, lo importante es que nos dispongamos para ello.

Dios se nos manifiesta a través de signos concretos, por ejemplo, en la Epifanía, los m a g o s d e o r i e n te n o s e n s e ñ a n l a pedagogía. Ellos se fijaron en la estrella y para ellos fue un signo de que Dios había nacido hecho hombre, y en ese signo descubrieron el anuncio de la manifestación de Dios. Lo primero que necesitamos para descubrir la manifestación de Dios en nuestra vida es poner atención a los signos. ¿Por cuántos signos Dios se nos manifiesta ahora? Por muchos, un ejemplo palpable son los signos sacramentales, especialmente la Eucaristía. Por lo tanto, hay que estar atentos a estos signos que nos dan la salvación de Dios. Las personas que nos rodean, son signos claros de la presencia de Dios en nuestra vida. Dios se nos manifiesta en nuestros hermanos y hermanas que sufren, en los más débiles, en los enfermos, ellos son un signo de la manifestación de Dios en nuestra vida. Otro signo es la Creación de Dios, la naturaleza,

Al inicio de este año 2010, les envío de corazón mi bendición. + J. Francisco Cardenal Robles Ortega Arzobispo de Monterrey


CONOCE CONOCE > ARTE SACRO

Pastoral Siglo XXI > p. 4

a Basílica de La Purísima cuenta en su acervo con dos lienzos del Santo Cura de Ars, ambos de reconocidos artistas mexicanos: uno de los lienzos es de Gonzalo Carrasco, S. J. y el otro de Federico Cantú. Ambas obras son muy distintas entre sí, en cuanto al estilo y especialmente por los aspectos de la personalidad que cada artista quiso expresar del Santo Cura.

Gonzalo Carrasco (1859-1936) nació en Otumba en el Estado de México, murió en Puebla; pintaba desde antes de ingresar en 1884 a la Compañía de Jesús (Jesuitas), fue ordenado sacerdote en el año de 1899, dentro de la Compañía ejerció su apostolado en Saltillo, en la Ciudad de México y Puebla. Se conservan lienzos de él en va r i as c i u d ad es d e l a Re p ú b l i ca ; e n n u est ra Arquidiócesis hay un par de sus obras en la Parroquia de Marín, N. L.

Gonzalo Carrasco, S. J.

Su retrato del Cura de Ars en la Basílica de La Purísima está colocado en la sacristía, es un óleo sobre tela realizado en el año de 1933. Rodrigo Ledesma, experto en arte sacro, asegura que este lienzo fue pintado en la estancia en Saltillo del P. Carrasco, el mismo Ledesma señala que es común en la obra del artista que los personajes miren al cielo. Esta obra resalta la profunda espiritualidad y el misticismo del sacerdote de Ars.


CONOCE CONOCE > ARTE SACRO

Pastoral Siglo XXI > p. 5

Federico Cantú (1907-1989), según Israel Cavazos, nació en Monterrey, N. L. (según otros autores habría nacido en Cadereyta un año después) y murió en la Ciudad de México. Desarrolló carrera como pintor y como escultor, tuvo relación académica con Alfredo Ramos Martínez y Diego Rivera, fue amigo de Alfonso Reyes y de José Vasconcelos. Vivió largas temporadas en Nueva York y en Europa. Sus obras se conservan en muchas ciudades de México y en el extranjero. En 1970 le fue organizada una exposición homenaje en el Palacio de las Bellas Artes en la Ciudad de México. De este lienzo, Mons. Aureliano Tapia señala lo siguiente "(…) demacrado por las penitencias, fatigado por las vigilias de confesionario, y que se llena de gozo con la visión de su pequeña Filomena, a la que atribuía los milagros que él alcanzaba de Dios." Como se ha subrayado, ambos lienzos de La Purísima recalcan aspectos distintos de la vida sacerdotal del Santo Cura: el primero la espiritualidad mística, el segundo la ascesis y la fe en santa Filomena. Todos estos aspectos son apenas algunas facetas de la compleja, y riquísima, personalidad sacerdotal de San Juan María V i a n n e y, a q u i e n n o s encomendamos especialmente este año sacerdotal, declarado por su Santidad Benedicto XVI, del 19 de junio de 2009 -Sagrado Corazón de Jesús - al 11 de junio d e 2 0 1 0 . E ste a ñ o " s e conmemora el 150 aniversario de la muerte del Santo Cura de Ars, verdadero ejemplo de pastor al servicio del rebaño de Cristo". Federico Cantú

Pbro. Lic. José Raúl Mena Seifert Capellán en Catedral


CONOCE

Pastoral Siglo XXI > p. 6

CONOCE >

on frecuencia escuchamos la palabra "diócesis" como un adjetivo; por ejemplo: pastoral diocesana, asamblea diocesana, obispo de la diócesis de tal lugar, consejo diocesano de tal asunto, seminario diocesano, sacerdote diocesano, y otros más por el estilo. Pero, ¿a que se refiere el adjetivo diocesano?, ¿qué es una diócesis? Para realizar con orden y eficacia su labor evangelizadora, la Iglesia se organiza por el principio territorial. Una diócesis es un territorio determinado, pastoreado por un Obispo, con la colaboración de un número de sacerdotes, quienes juntos desempeñan el oficio enseñar, santificar y regir a la comunidad de los fieles que viven dentro de los límites territoriales, por lo tanto, sobre una parroquia podemos deducir q u e s e e n c u e n t ra u n a d o b l e responsabilidad pastoral, por una parte el párroco como pastor propio, y por otra parte el obispo propio responsable de la

actividad evangelizadora (c. 515 § 1). Sin embargo, definir la diócesis y la parroquia a partir de una organización territorial no es la forma más adecuada, aunque sea un elemento importante para delimitar y localizar geográficamente las Iglesias. El decreto Christus Dominus del Concilio Vaticano II, sobre la función pastoral de los obispos en la Iglesia, en el n. 11, ha definido la diócesis desde un punto de vista más amplio y no como un concepto meramente funcional o administrativo. El documento define la diócesis de la siguiente manera: "la diócesis es una porción de pueblo de Dios que se confía a un Obispo para que la apaciente con la colaboración del presbiterio. Así, unida a su pastor y reunida por él en el Espíritu Santo por medio del Evangelio y de la Eucaristía, constituye una Iglesia particular, y en ella verdaderamente está y actúa la Iglesia de Cristo, que es una, santa, católica y apostólica. Cada obispo, a quien se le ha encomendado el cuidado de una Iglesia particular, apacienta sus ovejas en el nombre del Señor, bajo la autoridad del Sumo Pontífice, como pastor propio, ordinario e inmediato, mediante el ejercicio de su oficio de enseñar y santificar y regir". Esta definición fue t o m a d a literalmente por el código de derecho canónico en el canon 369. Por lo tanto, si la diócesis es definida como una porción del pueblo de Dios que se confía a un

Obispo, significa que en la Iglesia católica el número de diócesis será igual al número de Obispos diocesanos. En la gran mayoría de los países en donde existe la Iglesia Católica, el territorio nacional está dividido en diócesis o en otras circunscripciones territoriales equiparables. Para entender esto, podemos comparar la división interna de nuestro país; así, la República Mexicana está organizada en estados, y la Iglesia católica esta organizada en diócesis, delimitadas territorialmente de forma continua, es decir, donde termina una, comienza otra; aunque esto parezca muy obvio, es necesario que quede claro que todas las poblaciones, ciudades, villas o caseríos pertenecen a una parroquia de una diócesis determinada. Todas las diócesis están divididas en parroquias, pero además existen otras figuras semejantes, como las cuasiparroquias, las rectorías, las capellanías, las vicarías subsidiarias, o los centros de pastoral. En México existen 90 circunscripciones eclesiásticas. En el estado de Nuevo León existen 3 diócesis, la parte central corresponde a la Arquidiócesis de Monterrey que comprende 29 municipios; al sur del estado le corresponde la diócesis de Linares, mientras que el norte abarca también parte del estado de Tamaulipas y la ciudad de Nuevo Laredo le da el nombre a esta diócesis. Comprender la diócesis como un estructura meramente funcional sería una concepción muy limitada, la diócesis es la imagen visible de la Iglesia universal, el principio fundante es la comunidad, el pueblo de Dios que peregrina y que recibe de sus pastores la Palabra de Dios y los sacramentos.

Pbro. Lic. Juan Alberto Pequeño Macías Vicario Parroquial en Corpus Christi (Riberas de la Silla)


MEDITA MEDITA > EPIFANÍA

Pastoral Siglo XXI > p. 7

ara los niños del centro del país, el "día de reyes" es una fecha que tarda mucho en llegar; en cambio para sus papás, el seis de enero del 2009 es un ayer que acaba de pasar. No cabe duda que, como lo postuló Einsten, el tiempo es relativo, por lo menos, relativo a nuestra edad, pues durante la niñez parece que el tiempo no camina y cuando nos damos cuenta de que no camina, sino "vuela", la infancia es ya un lejano recuerdo. Efectivamente, dar la vuelta al 2009, nos hace recordar lo que hace miles de años se decía como si fuera hoy: "la vida es un soplo" (Jb.7,7), "una vigilia nocturna" (Sal. 90,4); "un ayer que pasó" (sal. 90,4). El tiempo pasa tan de prisa que para tomar conciencia de su carrera tenemos que detenernos un poco a hacer memoria de lo ocurrido. Un simple repaso del Obituario, por ejemplo, puede ayudar en algo a calcular el tiempo transcurrido. Se puede entonces recordar que fue ya hace un año, a comienzos del 2009, cuando Rosario Iglesias, Chayito, la nonagenaria atleta mexicana, apretó el paso y con la muerte alcanzó la meta; luego tomó la estafeta Amparito Arozamena, y "buscando el paraíso" no sería


MEDITA MEDITA > EPIFANÍA

Pastoral Siglo XXI > p. 8

ya sólo el nombre de una de sus telenovelas; más tarde, el 17 de mayo, quien escribiera "Canciones del más acá", el poeta uruguayo, Mario Benedetti, se marchó para el más allá. Luego, a sus 62 años, uno de los "Ángeles de Charlie", Farrah Fawcett, voló al cielo y el mismo día, el 25 de junio, la noticia del deceso de Michael Jackson pareció tan impactante y misteriosa como un Thriller. El 4 de octubre, la cantante argentina, Mercedes Sosa, interpretaría con un "do sostenido", su último "Gracias a la vida". Y en la víspera del día de muertos, el conocido antropólogo francés, Lévi-Straus, pasó, como dice uno de sus títulos, "De la miel a las cenizas". Y ya a nivel de cancha, cinco días después de la muerte del guardameta alemán Robert Enke, el futbolista mexicano, Antonio de Nigris, dejó de jugar en este partido. Que cierto es, pues, a decir del salmo 90, que "como un suspiro consumimos nuestros días"; que "nuestra vida es como la hierba que florece por la mañana y se seca por la tarde". En la losa de cada sepultura, bien podría reescribirse aquel antiguo epitafio: "de la nada, qué pronto recaemos en la nada". Al comienzo de un nuevo año, la conciencia de la brevedad del tiempo, podría empujar a alguno a enfrentar la vida con el conformismo del adagio romano: "comamos y bebamos que mañana moriremos" (1Cor. 15,32). A otros, la incertidumbre del mañana, los llevará a buscar su futuro en las conjunciones planetarias. Por eso, el primer mes del año es el agosto de los astrólogos y de cuantos dicen interpretar las figuras de estrellas en la franja del zodiaco. Cuántos hay, pobres y ricos, artistas y políticos que, al iniciar un nuevo año, buscan conocer su suerte en un horóscopo. En efecto, muchas culturas han contemplado el cielo no sólo con el anhelo de descifrar el misterio de lo que brilla allá arriba, sino también con la esperanza de alumbrar el oscuro misterio de los que, acá abajo, caminan sin saber de dónde vienen, ni a dónde van. Y, precisamente, de esta milenaria curiosidad por los astros, son un reflejo aquellos "magos" que, según san Mateo, vieron surgir en el Oriente, la estrella del nacido rey de los judíos (Mt.2, 1-2). Para nosotros los creyentes, debe ser claro que el cielo de Oriente que contemplaron aquellos magos, no era simplemente el espacio sideral que ahora podemos observar con la potencia de un moderno telescopio como el Hubble. Aquel "cielo" de Oriente designa, más bien, la representación material y visible del misterioso espacio de Dios que ilumina el íntimo misterio del origen y destino de la criatura humana (G.S. 22). Cristo es la Luz que existía en el Principio y en la que estaba la vida (Jn.1,3). El nacido en Belén es la estrella y la luz que alumbra la vida de todo aquel que viene a este mundo (Jn.1, 9). Por eso, comentando el pasaje de Mateo, Gregorio Nacianceno (s. IV) afirma que en el momento en que los Magos, guiados por la estrella, adoraron a Cristo, llegó el fin de la astrología, porque desde entonces, las estrellas giran en la órbita establecida por Él. Se podría decir, pues, que Cristo es el signo zodiacal en quien todo hombre y mujer puede encontrar la verdad de su futuro y su destino.

Más recientemente, el Papa Benedicto XVI, en su encíclica "Salvados en la esperanza" (2007), refiriéndose al mismo texto evangélico, nos dice que <<en esta escena se invierte la concepción del mundo […] pues no son los elementos del cosmos, las leyes de la materia, lo que en definitiva, gobierna el mundo y el hombre, sino que es un Dios personal quien gobierna las estrellas, es decir, el universo. […] El cielo no está vacío. La vida no es el simple producto de las leyes y de la casualidad de la materia, sino que en todo hay una voluntad personal […] que en Jesús se ha revelado como Amor>>. (n.5) Es ese amor el que movió la voluntad de Cristo para hacer de su propia vida, alimento para la nuestra. Se entiende ahora que de aquel mismo cielo donde brilló la estrella de Oriente, de ese mismo cielo, bajó el pan que da al mundo la vida eterna (Jn. 6, 47ss). Y sin embargo, cabría preguntar: ¿quién quiere ir al cielo?, ¿a quién le anima el deseo de una vida eterna? Benedicto XVI en la citada encíclica, advierte que: "lo <<eterno" suscita en nosotros la idea de lo interminable, y eso nos da miedo; "vida" nos hace pensar en la vida que conocemos, que amamos y que no queremos perder, pero que, a la vez, es con frecuencia más fatiga que satisfacción; de modo que, mientras por un lado la deseamos, por otro, no la queremos. Podemos solamente […] augurar de algún modo que la eternidad no sea un continuo sucederse de días del calendario, sino como el momento pleno de satisfacción, en el cual la totalidad nos abraza y nosotros abrazamos la totalidad. Sería el momento del sumergirse en el océano del amor infinito, en el cual el tiempo -el antes y el después- ya no existe>>. La experiencia del amor cristiano es la luz celeste que ilumina la tierra. A la luz de este Amor, el tiempo dura, perdura y no se pierde, pues el amor no pasará jamás (1 Cor. 13,8).

www.pastoralsiglo21.org Pbro. Dr. Alberto Anguiano García Universidad Pontificia de México


COMPROMÉTETE COMPROMÉTETE > COMUNIDAD PARROQUIAL

Pastoral Siglo XXI > p. 9

16 ESTRUCTURAS PROPUESTAS PARA IMPLEMENTARSE EN LAS PARROQUIAS EN LA BÚSQUEDA DE SU RENOVACIÓN l pasado mes de diciembre del 2009 la Iglesia de Monterrey vivió un momento de gracia muy especial, La Asamblea Eclesial Diocesana 2009. Iluminados por el Espíritu Santo ha dejado grandes frutos de las reflexiones y trabajos realizados.

una mejor preparación de sus homilías. 10.- Partiendo de un encuentro personal con Cristo, privilegiar una formación integral permanente a todos los grupos, dando un seguimiento a los d i fe re n tes p ro g ra m a s d e evangelización para una vida coherente.

A continuación compartimos el elenco de las 16 estructuras propuestas en la Asamblea Eclesial Diocesana 2009 para implementarse en las parroquias en la búsqueda de su renovación. transformación social. EN LA VIDA COMUNITARIA: 1.- El Párroco y el consejo parroquial convoquen y organicen estructuras de comunicación y convivencia que promueva el sentido de pertenencia, fraternidad y unidad, sacando del anonimato a marginados y alejados. 2.- Fortalecer y renovar los Consejos Parroquiales para llegar a una mayor comunión, y sentido de pertenencia a la Parroquia, y así lograr la formación de un discípulo misionero. 3.-Identificar las estructuras que propicien una pastoral más personalizada, integrando a todos los miembros de la pastoral para la conversión personal y comunitaria. 4.- Consideramos que debemos fortalecer el conocimiento de Cristo y el encuentro permanente con Él, por parte de los Sacerdotes y los miembros de los Consejos Parroquiales, grupos apostólicos, sectores y demás agentes de la Pastoral. EN EL SERVICIO A LA CARIDAD: 5.- Que todos los fieles, comenzando por los que están en los grupos, tengan una formación permanente sobre Doctrina Social de la Iglesia, de tal manera que todos los programas de las diferentes áreas de pastoral tengan una proyección social que vaya más allá de lo asistencia, llegando a la promoción humana y a la

6.- Apoyados por la Pastoral Social Parroquial e iluminados por la enseñanza Social de la Iglesia, integrar a los grupos apostólicos al servicio, y en conjunto, proyectar una caridad de asistencia y promoción. 7.- Renovar las estructuras propias del plan de Pastoral Orgánica, como son los talleres, y que refuercen la espiritualidad de servicio a Cristo en los más necesitados de modo que se diferencien las estructuras específicas, renovar y generar. 8.- Reconocer la diversidad de carismas dentro y fuera de la Iglesia, realizando una interacción entre pastorales. Siendo el Párroco el responsable de animar y coordinar este proceso para ser efectivo el servicio en la caridad. PARA IMPULSAR UN MEJOR TESTIMONIO C R I ST I A N O P O R M E D I O D E L A FORMACIÓN: 9.- Enamorarse de Cristo a partir de un encuentro personal, renovando nuestra fe en base al Kerigma, de forma que nuestro testimonio refleje con alegría nuestra identidad Cristiana. - Iniciando con las personas que ya tienen el ardor interior del encuentro personal con Cristo para hacerlos guías y motivadores. - Utilizando las nuevas tecnologías. - Exhortando a los Sacerdotes a una mayor presencia en los procesos de formación y

11.- Renovar los encuentros con Cristo, tomando como base el Kerigma, lo mismo que los cursos de formación bíblica y catequética para todos los agentes de pastoral. Implementar el método de Pueblo de Dios en misión, lo mismo que un curso de relaciones humanas. 12.- Para vivir una coherencia cristiana, es necesaria una formación integral, progresiva, permanente y sistemática de todos Agentes (Sacerdotes, Consagrados y Laicos) conforme a su edad y situación de vida, fundamentados en el amor divino. POR MEDIO DE LA LITURGIA: 13.- Realizar procesos de formación litúrgica con celebraciones kerigmáticas bien preparadas, didácticas, vivenciales y de participación activa, para que se proyecten en la vida diaria. 14.- Rescatar el valor y el sentido "sagrado" de todo el culto litúrgico y los actos de piedad, tanto en expresiones como en ardor, a través de una formación sistemática donde participen sacerdotes, miembros apostólicos y fieles en general. 15.- Necesitamos reforzar la formación desde lo diocesano (Sínodo sobre Sacramentos) siguiendo en lo decanal, para aterrizar el talleres parroquiales. Dicha formación debe ser, sistemática, progresiva y permanente incluyendo el kerigma. 16.- La formación permanente en el significado de los signos litúrgicos para que todos comprendamos y vivamos el misterio que celebramos. Vicaría de Pastoral


COMPROMÉTETE COMPROMÉTETE > VIDA CONSAGRADA

uando arrecia la mediocridad y, peor aún, en tiempo de crisis, es cuando una sociedad necesita de héroes. Los héroes son seres extraordinarios que aprecian más la vida de sus semejantes que la propia. Héroes son los que prefieren invertir sus energías para el bien común antes que para el bien personal.

N o hay dudas de que la humanidad, en estos inicios del tercer milenio de la era cristiana, narcotizada por la facilidad con que la tecnología pone a su disposición toda clase de bienes que satisfacen, de una forma individualista, sus deseos, vive en una mediocridad asfixiante y ha caído en una crisis de valores que la está destruyendo. La verdad es que estamos asistiendo a un fenómeno social dramático que hemos llamado "posmodernidad" y que, del punto de vista espiritual, deberíamos reconocer como un fenómeno de "apostasía". Paulatinamente, de una manera casi imperceptible, la sociedad en la que vivimos está dando la espalda a Jesucristo y está volviendo a la esclavitud bajo el dominio de la idolatría clásica, representada por los ídolos del dinero, del poder y del placer. Consecuencias de esta opción, ciega y suicida, es la degeneración social que nos rodea: la que la prensa diaria y los noticieros televisivos documentan macabramente. Es realmente triste contemplar una sociedad que se está ahorcando por haber "mandado a volar", con una estúpida patada, el pedestal sobre el que se sostenía. Este pedestal, o "roca" firme, al que nuestro mundo está renunciando, es Jesucristo. En una situación como la que acabamos de analizar, es urgente descubrir dónde podemos encontrar el ancla de la salvación. ¿Verdaderamente todos, a nuestro alrededor, han perdido el rumbo? ¿Subsiste todavía alguien que no ha caído en el "relativismo" imperante y que puede, por tanto, ofrecernos el "punto de apoyo" para que podamos empezar a reconstruir de nuevo nuestra convivencia social desde la base? Sí existen, a nuestro alrededor, personas que guardan en su corazón

Pastoral Siglo XXI > p. 10

el tesoro de la fe en Jesucristo y que, con sencillez y valentía, no se conforman por vivir para sí mismos, sino que viven para los demás. Entre muchos otros, los que destacan en este sentido son los "Consagrados y Consagradas", así llamados precisamente porque han dado formalmente la espalada a los ídolos del dinero, del poder y del placer, haciendo votos de pobreza, de obediencia y de castidad, para ser libres de toda atadura y así servir mejor al prójimo. Quien conoce la vida y

la actividad de estas personas que han entregado su vida a Dios para el servicio generoso a su prójimo no duda en reconocer en cada uno de ellos un verdadero héroe. El próximo 2 de febrero, fiesta de la Presentación del Señor al Templo, la Iglesia celebra, a nivel mundial, el "Día de la Vida Consagrada". Con eso quiere orientar nuestra atención hacia quienes han tenido el valor de tomar decisiones de importancia trascendental en su vida. Su opción radical por buscar primero el Reino de Dios nos recuerda a todos que la opción fundamental por Jesucristo es la única opción capaz de llevarnos a la felicidad por el camino de la solidaridad. La Fiesta de la Vida Consagrada del 2010, tendrá dos eventos sobresalientes: el primero es el Encuentro Juvenil "Xto' s Party", que se realizará el sábado 30 de enero, a partir de las 5:00 p.m., en la Parroquia de San Juan Bautista Vianney, en Tepaneca # 301, Fracc. Azteca, Cd Guadalupe, N. L., y el segundo es la Marcha de la Luz, que saldrá del Templo del Sagrado Corazón, en el centro de Monterrey, hacia la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe, a las 5:30 p.m. del 2 de febrero, a la que hay que acudir con una antorcha, que simbolice nuestra fe en Jesucristo, Luz del mundo. Uno y otro evento merecen nuestra asistencia, porque la convivencia con los miembros de la Vida Consagrada fortalece nuestra identidad cristiana, clarifica el sentido de la misión de la Iglesia, y reaviva el anhelo que a todos nos atrae hacia una vida santa.

Pbro. Gian Claudio Beccarelli Ferrari Vicario Episcopal de V.C. y S.V.A.


COMPROMÉTETE COMPROMÉTETE >

Pastoral Siglo XXI > p. 11

emos terminado un año en nuestro calendario, se fue el 2009 y comenzamos el 2010. Para unos pudo haber sido un año más, para otros fue algo muy especial, quizá el haber conquistado grandes metas y obtenido logros significativos. Muchas veces empezar algo nuevo nos llena de ilusiones: una casa nueva, un carro, abrir un negocio, etc. Siempre con esto aparecen sentimientos hermosos y ordinariamente respiramos una ambiente de esperanza. Cada vez que comienza algo nuevo, el hombre piensa que las cosas pueden ser mejores, aún y cuando en algún aspecto de la vida no nos fue bien, siempre se puede recomenzar y reemprender el vuelo, buscando que el futuro sea prometedor y por lo mismo comenzamos nuevos proyectos, trazamos metas más altas que puedan hacer nuestra vida más próspera. Lo importante es no perder el rumbo, ni tampoco las ganas de luchar y salir adelante. Cada año lo debemos ver como una nueva oportunidad que Dios nos presenta para forjarnos nuevos retos y emprender nuevas aventuras.

comportamiento, comenzar una dieta, hacer ejercicio, trabajar en algo productivo, sacar buenas calificaciones, etc. Y ¿qué pasa con el tiempo?, seguimos igual: gordos, improductivos y no subimos las calificaciones.

El mundo de hoy no pinta nada bien, se hablan de crisis, desempleo, desamor y fracasos. Lo lógico es caer en una actitud pesimista y derrotista, pero para los que tenemos fe ¡no podemos ver las cosas así!, es importante que mantengamos un espíritu positivo y optimista. Sólo así saldremos adelante.

Ahora que empieza el año sería bueno que comencemos con el pie derecho haciendo lo siguiente:

Lo primero que debemos que hacer es tener fe. De esto sólo saldremos si volvemos a colocar a Dios en el lugar que le corresponde y si confiamos en que para Él todo es posible; se trata de abrir nuestro corazón al Señor y abandonarnos totalmente a su Providencia. Segundo, debemos caer en la cuenta que, si no somos capaces de sacrificar algo, difícilmente vamos a emprender el vuelo. Para forjar un nuevo futuro es necesario renunciar a ciertas cosas, y quizá sea algo que nos cueste o que sea muy valioso. No tengamos miedo, porque detrás de la renuncia aparece la ganancia. En el futbol americano existe una frase que dice:"si no hay dolor no hay ganancia". Para buscar un bien mayor es necesario despojarnos de algunas cosas y muchas de ellas, valiosas. Tercero: esforzarnos en poner todo lo que está de nuestra parte. Hemos construido un mundo ficticio, que no existe y sobre ese mundo hemos querido vivir y disfrutar. Pero tarde que temprano nos daríamos cuenta que era insoportable esa manera de vivir: comodísimo, lujos exagerados, placeres vanos, personas equivocadas y guiándonos por la ley del mínimo esfuerzo. Si queremos un mundo distinto, es necesario cambiar nuestra conducta y nuestra actitud, poner más empeño en todo y redoblar fuerzas para alcanzar lo que ya dejamos pasar y lograr aún más cosas que todavía son posibles. Para cambiar, es muy común que en estos tiempos las personas se hagan propósitos, como hacer el bien, tener un mejor

Esto sucede por dos cosas: porque no hacemos bien los propósitos y porque no somos constantes. Los propósitos deben tener 3 características para que podamos realizarlos: A) Concretos: No decir: "voy a amar a todo el mundo" porque eso es muy abstracto, sino decir concretamente: "no voy a burlarme de mis compañeros". B) Realizables: No proponerse leer 3 libros por mes. Quizá sea mejor uno y poco a poco aumentarle. C) En un tiempo determinado: Poner una fecha límite para evaluar el propósito y saber si estoy cumpliendo o no. De preferencia en tiempos cortos: una semana, un mes ó 3 meses cuando mucho.

1) Un buen examen de conciencia: Evalúa lo que ha sido tu vida en el año que acaba de terminar y trata de encontrar todo lo bueno y lo malo que ha aparecido en ti, y observa cómo puedes mejorar lo bueno y cambiar lo malo. 2) Fortalecer los lazos familiares: Si te has distanciado de algún ser querido, empezar el año es empezar a corregir errores del pasado y uno muy importante es la relación interpersonal con tus seres más allegados. 3) Comprometernos más con nuestro prójimo: En tu ambiente de trabajo, de estudio, busca la manera de ser una mejor persona en referencia a ellos siendo más serviciales, atentos, dóciles y generosos. 4) Haz caridad: Dice la Madre Teresa de Calcuta que caridad es "dar hasta que duela", por eso no olvidemos que hay personas que tienen menos que nosotros y más necesitan. Es necesario ver a nuestro alrededor, abrir nuestro corazón y extender nuestra mano a nuestro prójimo. 5) Acercarnos más con Dios y comprometernos más con Él: La vida espiritual es muchas veces la que más descuidamos y Dios viene a ocupar un lugar muy pequeño en nuestra vida. Por eso, en este tiempo puedes organizar las cosas para destinarle más tiempo a Dios y buscarle más. Ganarás mucho para ti y los tuyos.

¡Feliz Año y mis mejores deseos!

Pbro. Roberto Figueroa Méndez Párroco en San Rafael Arcángel


COMPROMÉTETE COMPROMÉTETE C.E.M.

a semana de oración por la unidad de los cristianos es una iniciativa de alcance mundial promovida principalmente por el Consejo Mundial de las Iglesias, organismo ecuménico cristiano, y el Pontificio Consejo para la Promoción de la Unidad de los Cristianos de la Iglesia Católica. Tradicionalmente, la semana de oración por la unidad de los cristianos se celebra del 18 al 25 de enero. Estas fechas fueron propuestas en 1908 por Paul Watson para cubrir el período entre la fiesta de la Cátedra de san Pedro (que se celebraba el 18 de enero en ese entonces) y la de la Conversión de san Pablo (25 de enero). Esta elección tiene un significado simbólico, pues se relaciona con los dos Apóstoles que se consideran las columnas de la Iglesia. Otra fecha en que es recomendable celebrar esta semana de oración es entre las fiestas de Ascensión y Pentecostés. Estos días de espera de la efusión del Espíritu Santo y de la manifestación de la Iglesia naciente pueden ayudarnos a hacer oración por la unidad de todos los cristianos, para que seamos uno como Jesús quiere que seamos y así demos un buen testimonio de nuestra fe. Como se puede ver, esta iniciativa tiene más de cien años de existir, pero es desde 1968 que se organiza de m a n e ra co n j u nta p o r representantes de las diferentes confesiones cristianas, bajo los auspicios de los organismos ecuménicos ya mencionados. En esta última década, a partir del Año Jubilar del 2000 y con el interés de que se dé a conocer y se asuma pastoralmente, se ha intentado promover en nuestra Arquidiócesis la celebración de esta semana de oración. Fue una iniciativa del entonces Arzobispo de Monterrey, Cardenal Adolfo Suárez Rivera (+), fomentar en nuestra Arquidiócesis la espiritualidad ecuménica por medio de la celebración de esta iniciativa. Originalmente era el Secretariado de Pastoral Litúrgica quien promovía y entregaba los subsidios de oración para este octavario, pero con la creación del Departamento de Ecumenismo, en enero de 1997, dependiente del Secretariado de Doctrina de la Fe, fue el responsable de la actividad ecuménica en la Arquidiócesis, tanto en lo espiritual, como en el campo del diálogo y establecimiento de buenas relaciones con otras confesiones cristianas. A partir de entonces este departamento de pastoral ha procurado cumplir con esta encomienda por medio de actividades ecuménicas y formación en la conciencia ecuménica de los fieles católicos, de acuerdo a las directivas de nuestra Iglesia. La división que aqueja a la Iglesia de Cristo no habla bien de nosotros los cristianos. Si bien es cierto que somos herederos de estas divisiones, está en nuestras manos avanzar en el camino de la unidad, y el primer paso es tomar conciencia de estas divisiones, convertirnos, e iniciar con la oración para que el Espíritu Santo nos ilumine para hacer nuevamente realidad la unidad plena y visible de la Iglesia. Cada año

Pastoral Siglo XXI > p. 12

se escoge un texto de la Sagrada Escritura y se toma una frase del mismo para guiar la oración y la reflexión ecuménicas durante la semana y también a lo largo de todo el año. En este año 2010 se eligió el capítulo 24 de san Lucas, el relato de los discípulos de Emaús, y la frase bíblica que se escogió es: "Ustedes son testigos de todas estas cosas" (Lc 24,48). La invitación para ese año está centrada en el testimonio de fe y de unidad que debemos proyectar todos los cristianos en nuestras sociedades. En base a esta frase se ha organizado un plan de actividades ecuménicas en nuestra Arquidiócesis para la semana del 18 al 25 de enero del 2010. Tendremos reuniones en templos de diferentes confesiones para hacer oración por la unidad de los cristianos y para compartir nuestras reflexiones sobre la necesidad de dar un testimonio de unidad en torno a la Fe, la Esperanza y la Caridad, así como de la Vida, la Paz y la Familia. Tenemos planes de terminar esta semana con una "callejoneada" el lunes 25 de enero para dar testimonio de unidad. Además se ha preparado un folleto con subsidios para la oración por la unidad de los cristianos, con reflexiones bíblicas, oraciones y celebraciones, para que los fieles católicos, en sintonía con toda la Iglesia católica y en diálogo con nuestros hermanos de otras confesiones, puedan utilizarlos para crecer en esta espiritualidad que busca la unidad de los fieles en Cristo. Los subsidios que contiene este folleto pueden ser utilizados en nuestras parroquias, familias, escuelas, movimientos apostólicos, casas de formación y vida consagrada para educar en el espíritu de unidad y de buen testimonio que los cristianos de todas las iglesias y comunidades confesionales debemos dar en estos días. El calendario y la información sobre las reuniones ecuménicas de este año, así como el folleto en formato electrónico pueden ser consultados en la página del Departamento de Ecumenismo de la Arquidiócesis (www.ecumenismomty.org). Este material puede ser utilizado a lo largo de todo el año y puede ser adaptado a las circunstancias de cada comunidad parroquial. Pensamos que también las familias, especialmente aquellas que tienen miembros de diferentes confesiones cristianas, pueden beneficiarse con este material para reforzar su unidad en Cristo y compartir las riquezas espirituales de cada uno de sus integrantes. Que esta semana de oración por la unidad de los cristianos 2010 sea un nuevo impulso al trabajo ecuménico en nuestra Arquidiócesis de Monterrey y suscite interés e iniciativas pastorales que ayuden a que seamos uno como Cristo quiere que lo seamos.

Pbro. Hilario González García Coordinador Departamento Ecumenismo y Coordinador Seminario Menor de Monterrey


VIVE

Pastoral Siglo XXI > p. 13

VIVE > REPORTAJE

esde su llegada a Monterrey, el Arzobispo Alfonso Espino y Silva (1952-1976), expresó que una de sus mayores preocupaciones: "la construcción de un nuevo seminario", una Ciudad Seminario para sus queridos seminaristas "pupila de la pupila de mis ojos y el corazón de mi propio corazón". El padre Juvencio González Álvarez, Rector del Seminario de San Teófimo de Monterrey, desde 1954, fue el responsable del cambio de plantel de San Luis Gonzaga al nuevo Seminario ubicado en San Pedro, Garza García. El Arzobispo, después de haber recibido unos terrenos en la Fama, como obsequio de la familia Llaguno Cantú, y de haber realizado el proyecto y los planos por él mismo, comenzó la construcción del nuevo plantel, lo que ahora es el Seminario Menor, que se terminaría en 1959. El 19 de diciembre de 1959, para los seminaristas, fue un día de mucha alegría y regocijo, acompañado de admiración y asombro, puesto que abandonaron la casa de San Luis Gonzaga para ahora vivir en el Nuevo Seminario de Monterrey, según expresó el después obispo de Ciudad Valles, Mons. Juvencio González. Él mismo se preguntaba cómo era posible que hubieran vivido tantos seminaristas en las pequeñas instalaciones de San Luis Gonzaga. Para 1959 eran poco más de 200 alumnos internos. El 30 de junio de 1960 en la visita ad limina, el Arzobispo presentó a S.S. Juan XXIII un álbum de fotografías de la construcción del nuevo Seminario. El Papa, con mucha alegría por la obra realizada, le obsequió un pergamino con su bendición autógrafa, misma que se conserva en la Secretaría del Seminario Menor. El 31 de mayo de 1964 se inauguró la segunda parte del plantel del nuevo Seminario, hoy Casa de la Iglesia. El Emmo. Sr. Cardenal Arzobispo de Guadalajara, Dr. D. José Garibi y Rivera, en compañía de varios Obispos, bendijo el plantel. El Seminario de Monterrey, fue parte del deseo y la imaginación del Sr. Espino y Silva, quien diseñó el proyecto, y de Efrén Ordóñez Villalobos, quien fue el arquitecto encargado de la obra. El Seminario fue una construcción vanguardista en Monterrey por aquellos años, pues sus espacios están diseñados bajo la tendencia del minimalismo, lo que significa que cuenta con grandes espacios y con rasgos decorativos que se basan en un mismo concepto y que no distraen la vista del espectador. De igual forma, se caracterizan por tener grandes tomas de luz natural así como un contacto con la naturaleza que se basa en grandes jardines.El Arzobispo Alfonso Espino y Silva, renovador del arte religioso, entregó a Ordóñez su confianza y puso a su disposición grandes espacios. Allí realizó dos óleos murales: María Reina del Universo, de veintisiete metros en el Seminario Menor y María con los evangelistas en el Seminario Mayor, de treinta y siete metros.

Las gigantescas mamparas de las capillas de los dos Seminarios, ofrecieron al artista un digno espacio para que plasmara sus obras en bajorrelieve y pinturas. Son notables, y definitivamente diferentes, las dos imágenes de Jesucristo clavado en la cruz en las dos capillas. Por sus obras en el Seminario, óleos, murales, aguafuertes, vitrales, Efrén se dio a conocer en el medio eclesiástico, y se multiplicaron las solicitudes de su arte para la imaginería religiosa de las nuevas parroquias. De esta manera continúa la gran obra de Dios realizada en Monterrey por medio del Seminario. Más que celebrar al edificio arquitectónico, celebramos el sacerdocio de Cristo que nos ha obsequiado a su pueblo elegido para permanecer entre nosotros. Felicidades a todos los Sacerdotes que se formaron en esta casa, a la cual estamos seguros le guardan un gran cariño. Gracias al pueblo de Dios, que con sus oraciones y ofrendas económicas nos han permitido tener esta casa para la formación de muchos y muy santos sacerdotes.

Pastoral Siglo XXI

En este retiro se busca que el jóven acepte que en su vida ser discípulo de Cristo es lo más importante, aceptando los retos que conlleva su seguimiento.

Fecha: Domingo 7 de febrero Lugar: Seminario Menor (Corregidora # 700, San Pedro Garza García). Hora: 10:00 a.m. a 4:00 p.m. Más informes: 1158 2838, discernir@vocacion.com


VIVE

VIVE > NOTICIAS

Pastoral Siglo XXI > p. 14

En contraste con el clima frío que se sintió el lunes 30 de noviembre del año pasado en la ciudad, la calidez de la comunidad católica marcó el inicio de la Asamblea Eclesial Diocesana 2009. Con alegría y entusiasmo 621 personas, entre sacerdotes, consagrados (as) y laicos se hicieron presentes en punto de las 14:00 horas, para re g i st ra rs e y re c i b i r e l m ate r i a l d e t ra b a j o . Para encomendarle a Dios los trabajos del día y estar iluminados por su Palabra, se llevó a cabo una Solemne Celebración de la Palabra, presidida por Mons. Jorge Alberto Cavazos Arizpe, Obispo auxiliar de Monterrey. Posteriormente, el Emmo. Sr. Cardenal Don Francisco Robles Ortega, Arzobispo de Monterrey, dirigió un mensaje a los asistentes, en el cual invitó a todos a participar activamente, con mucho

a la presentación de resultados, el Padre Francisco Gómez Hinojosa, Secretario ejecutivo de la Vicaría de Pastoral, agradeció públicamente la participación de Mons. Miguel Neftalí González, quien puso las bases en años pasados en la organización de estas asambleas, y quien se desempeñó como Vicario Episcopal de Pastoral, al mismo tiempo no dejó pasar la oportunidad de darle la bienvenida al nuevo Vicario Episcopal de Pastoral, el Padre Walter Gómez Olvera. La primera Conferencia, titulada "La Parroquia Renovada por medio de la Vivencia en Comunidad para la formación de Discípulos y Misioneros", estuvo a cargo de R.P. Oscar Rodríguez García, quien resaltó la importancia de la vivencia en comunidad a ejemplo de la Iglesia primitiva: "acudían asiduamente a la enseñaza de los apóstoles, compartían sus bienes, partían el pan, eran asiduos a la oración" (Hech. 2 42). Otro punto en que reflexionó y señaló como fundamental en la Renovación Parroquial es el ser una comunidad evangelizadora. Antes de terminar el primer día de la asamblea, se trabajó por grupos, sobre la primera conferencia, donde hubo valiosas aportaciones.

entusiasmo y alegría, resaltando la importancia de participar en la "Renovación Parroquial", tema central de la AED. El Padre Walter Gómez Olvera, Vicario Episcopal de Pastoral, dio a conocer el objetivo de la AED 2009: "Reflexionar, bajo la luz del Espíritu Santo, y llenos de fe y fraternidad, en los rasgos constitutivos de la Iglesia: La Vivencia de la Comunidad (koinonia), El Servicio en la Caridad (Diakonia), El Testimonio cristiano que brota de la Formación (Martyria) y la Búsqueda de la Santidad a través del Culto Litúrgico (Leitourgia); que nos permitan impulsar aquellas estructuras pastorales ya existentes, e incluso descubrir otras nuevas, que nos iluminen en la búsqueda de la identidad del discípulo misionero en la Parroquia Renovada". El programa del día prosiguió, con la participación del Ing. Víctor M. Morales Vaca, quien presentó la Evaluación Pastoral 2009. En el apartado de vivencia de la comunidad y el servicio, resaltó como dos de los principales cambios en la Parroquia: en primer lugar, la importancia de fomentar la integración, la unidad y comunicación entre los grupos y con los sacerdotes y en segundo lugar la formación y preparación Bíblica y Pastoral. Posterior

Con mucho ánimo de trabajo y un espíritu de comunión se inició el segundo día de la Asamblea Eclesial Diocesana. El Emmo. Sr. Cardenal Don Francisco Robles Ortega, dio la bienvenida a todos los participantes y los motivó a seguir con el mismo ánimo y disponibilidad. Señaló que en este proceso de la renovación parroquial, no quiere decir que se vaya a borrar la estructura fundamental de la parroquia: "En una parroquia renovada no podemos pensar que le vayamos a quitar una de las tareas fundamentales que les llamamos tarea profética, litúrgica y social, les tenemos que dar un nuevo impulso, tenemos que asumirlas con más compromiso y tenemos que asegurar el equilibrio que debe haber en estas tres acciones en la comunidad parroquial". "Estas tres acciones pastorales deben manifestar un equilibrio porque son la expresión de Cristo, Profeta, Sacerdote, Pastor y que nos ha participado a todos los bautizados su único sacerdocio y nos ha hecho así profetas, sacerdotes y reyes. Esto lo hemos dicho, repetido y por algún motivo no logramos hacer este equilibrio en las tres acciones fundamentales de la pastoral en la parroquia. Al pensar en la renovación de la parroquia tenemos que buscar ese equilibrio", apuntó el Cardenal.


VIVE

Pastoral Siglo XXI > p. 15

VIVE > NOTICIAS

La segunda conferencia de la Asamblea estuvo a cargo del Padre Gerardo Ma. Mayela González Farías, titulada "La Parroquia Renovada por medio del Servicio en La Caridad para formar Discípulos y Misioneros".

el proceso de promoción continua de vocaciones en la parroquia".

El Padre Gerardo, resaltó durante la conferencia que: "Toda la actividad de la Iglesia es una expresión de un amor que busca el bien integral del ser humano: busca su evangelización mediante la Palabra y los Sacramentos, y busca su promoción en los diversos ámbitos de la actividad humana. Por tanto, el amor es el servicio que presta la Iglesia para atender constantemente los sufrimientos y las necesidades, incluso materiales, de los hombres".

La quinta conferencia fue "La identidad del discípulo misionero en la parroquia renovada", expuesta por su Eminencia Robles Ortega. En su exposición, el Arzobispo invitó a los asambleistas a reflexionar en el auténtico discípulo de Jesús: "el fondo del ser discípulo de Jesús consiste en ser HIJO y ser HERMANO".

Posteriormente se pasó a los trabajos en equipo sobre la segunda conferencia, testimonios y el plenario de la segunda conferencia. Por la tarde del segundo día, se dictó la tercera conferencia "La Parroquia Renovada por medio del Testimonio cristiano para la formación de Discípulos y Misioneros", a cargo del Padre Modesto Mario Rodríguez Moya. Dentro de su exposición refirió que: "En el proceso de formación de los discípulos misioneros existen cinco aspectos fundamentales, que aparecen de diversa manera en cada etapa del camino, pero que se compenetran íntimamente y se alimentan entre sí: el Encuentro con Jesucristo, la Conversión, el Discipulado, la Comunión y la Misión". La cuarta y última conferencia del día fue: "La Parroquia Renovada por medio del Culto Litúrgico para la formación de Discípulos y Misioneros", compartida por el Pbro. Hilario González García, quien planteó cuatro de los principales retos a vencer dentro de la liturgia: "el ritualismo, lenguaje celebrativo debilitado, formalismo y pérdida del sentido mistérico". Finalmente, para ofrecerle a Dios los trabajos del día, se celebró la Eucaristía, presidida por Mons. José Lizares Estrada, quien en su homilía invitó a todos a meditar en el salmo 71, denominado por la tradición como el salmo divino: "Comunica, Señor, al rey tu juicio y tu justicia, al que es hijo de reyes; así tu siervo saldrá en defensa de tus pobres y regirá a tu pueblo justamente". Con mucha esperanza, arrancaron los trabajos del tercer y último día de la AED 2009, el Emmo. Sr. Cardenal, dio la bienvenida, y al dirigir su mensaje resaltó la importancia de la Eucaristía en la Renovación Parroquial. "La fuente de renovación permanente de la parroquia es la Eucaristía, porque en Ella está vivo presente y actúa con el poder de su Espíritu, el que es el Señor de la Iglesia. Este principio de la renovación continua a partir de la Eucaristía, implica que las parroquias están llamadas a ser receptivas y solidarias". Señaló. El Emmo. Sr. Cardenal preponderó la vocación sacerdotal en las comunidades parroquiales: "La parroquia tiene que pensar en una gama de ministerios y servicios a los que tienen que ser llamados muchos miembros de la comunidad y a quienes se les debe encomendar estos ministerios y servicios; pero hay un ministerio que es muy importante y que la parroquia no debe olvidar ni descuidar,

Consecutivo se paso a los trabajos en grupos, sobre la cuarta conferencia, continuando con los testimonios y el plenario.

"Si somos de verdad hijos en el Hijo único de Dios, entonces se deriva la otra cara de la misma medalla, somos de verdad hermanos. A la parroquia renovada le urge rescatar el valor de la fraternidad. Nuestro ser de hijos nos identifica como hermanos", añadió. Puntualizó, actitudes permanentes que la parroquia renovada, al rescate de la fraternidad, necesita crecer: *Se cultive el encuentro personal con Dios a través de su Palabra (Lectio Divina) y trasforme su vida. *Se comparta la vida en temas de la existencia. *Se forme a las personas en valores concretos. *Se celebre la vida y se ore. *Se viva el perdón y la reconciliación. *Se descubran y potencien las capacidades de cada persona. *Se forme un liderazgo con poder creativo y no represivo. *Se viva una espiritualidad comprometida con lo social. Por la tarde se continuó con el trabajo en grupos sobre la quinta conferencia, donde vale la pena resaltar, además de reflexionar las exposiciones y sacar aportaciones muy valiosas, que fueron compartidas en los plenarios, se estrecharon lazos de amistad y comunión entre los asambleístas. Para concluir dándole gracias a Dios por todos los dones recibidos, poniendo en el altar todos los trabajos, esfuerzos, reflexiones, se celebró la Santa Misa, presidida por nuestro Pastor, quien durante la homilía resaltó la importancia en que la parroquia renovada amplié sus horizontes y vaya en busca de los alejados, tomando de ejemplo del Evangelio de San Mateo (Capitulo 15, 29-37), donde Jesús invita a sus discípulos a darles de comer a aquellos que ya llevaban tres días siguiéndolo. "Tenemos que ver a todas esas gentes que no vienen, pero tienen hambre, y tienen mucha hambre, especialmente de respuestas a sus aspiraciones, a sus interrogantes más profundas, que plantean la existencia humana, y con la renovación de la parroquia queremos entender la compasión de Jesús". Al terminar la Santa Eucaristía, los asistentes se retiraron muy alegres, con mucha esperanza y con una gran tarea: darle seguimiento y poner en práctica todo reflexionado y compartido, para renovar las comunidades parroquiales. TE INVITAMOS A VISITAR LA SIGUIENTE DIRECCIÓN ELECTRONICA DONDE PODRÁS ENCONTRAR, LAS CONFERENCIAS, MATERIALES, RECURSOS Y FOTOGALERÍA DE LA ASAMBLEA ECLESIAL DIOCESANA 2009:

www.arquidiocesismty.org/aed2009

Fecha: 28/02/2010 Lugar: Centro Vocacional de Mty, Hidalgo # 624 Pte. Centro, Mty, N.L. Hora: 9 am a 4 pm Más informes: 11.58.28.38, discernir@vocacion.com


VIVE

Pastoral Siglo XXI > p. 16

VIVE > FOTOGALERÍA

VIDA CONSAGRADA Fiesta de la Vida Consagrada de 2010 Tendrá dos Eventos sobresalientes:

FORMACIÓN BÁSICA PARA AGENTES

Todos los domingos del mes de febrero y marzo, de 9:30 a.m. a 2:30 p.m. Casa de Pastoral. Priv. Miguel F. Martínez No. 625 Pte., cruz con Villagrán. (entre 5 y 15 de Mayo).

Tel. 1158-2708 www.pastoraljuvenilmty.org.mx

es el Encuentro Juvenil "Xto' s Party", que se realizará el sábado 30 1 Eldeprimero Enero, a partir de las 5:00 p.m., en la Parroquia de San Juan Bautista Vianney, en Tepaneca # 301, Fracc. Azteca, Cd Guadalupe, N. L. segundo es la Marcha de la Luz, que saldrá del Templo del Sagrado Corazón, 2 ElCentro de Monterrey, hacia la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe, a las 5:30 p.m. del 2 de febrero, a la que hay que acudir con una antorcha, que simbolice nuestra fe en Jesucristo, Luz del mundo.

www.pastoralsiglo21.org Respondiendo al plan de PASTORAL ORGÁNICA 2006-2010 “Las estructuras pastorales utilizan los medios de comunicación social y la tecnología moderna para llegar a los agentes y destinatarios de la pastoral” (L.A.1/Meta2/Estr. “e”)

Queremos ver tus sugerencias, escribenos a: pastoralsiglo21@arquinetmty.com


ENERO