Page 45

44 ¿Quieres saber más del Secreto Financiero? Infórmate en: www.emagica.com

me evaluara. El médico determinó que para estar bien y sin tratamiento debían de hacerme un trasplante de riñón. Gracias a Dios mi hermana fue mi donante y su riñón cien por ciento compatible con el mío. La operación había sido un éxito; al poco tiempo estaba llevando una vida casi normal. Debido a que el costo de mi tratamiento era menor, me quedaban trecientos dólares libres. Mi sueño fue siempre abrir una tienda de zapatos y el costo de comprar el primer lote era de tres mil dólares. Con mis ahorros de un año, traje el primer lote. Conseguí un local en el vecindario donde vivía y mi madre se hizo cargo de atenderlo. Los zapatos se vendieron rápidamente. En esta ocasión, logré ganar el doble de lo que me habían costado; hice un pedido más grande, incluí también zapatos deportivos. Todos se vendieron. Luego abrí otro local en el que también logré realizar bastantes ventas. El truco era comprar lotes a costo por debajo del precio original. El hábito que había formado de ahorrar no lo había perdido y mis ahorros me sirvieron para reinvertir en oportunidades de lotes favorables que se me presentaban, así como de autofinanciarme en los momentos que el negocio no estaba generando mucho dinero. Mis ahorros me sirvieron también para costearme una carrera universitaria, Administración de empresas. Si ganaba diez mil dólares en un mes, procuraba ahorrar una buena parte. De esta manera mantuve un estilo de vida cómodo, sin derrochar en gastos superfluos. Ya pasaron quince años desde el inicio de mi negocio; he viajado y he tenido una buena vida; creo que el truco es siempre mantener ese colchón de ahorros, e invertir en lo que conoces. Me volví experta en conseguir lotes de zapatos a buenos precios; especializarte en algo son puntos a tu favor. Las personas buscan al mejor

Autor: Alvaro Rodrigo Pellecer Benavides Certificado de obras literarias: 2019-00019DAC

Profile for AlvaroRodrigoPellecer

El Secreto Financiero