Page 55

Arquitrave Nº

46, Diciembre de 2009

Saqué un bollo de la bolsa y lo comí en la calle. Al morderlo su aroma se extendió en toda la boca. ...Luego, girando muchas esquinas, no me acuerdo cómo y por dónde anduvieron mis “suelas del viento”. Rimbaud, ahora te escribo desde la cocina. Pronto llega la mañana y sobre esta mesa, un rato aromático. Adiós.

55

Arquitrave46  
Arquitrave46  
Advertisement