Page 1

1


Contactos de prensa: Marco de Comunicaci贸n, 91 458 54 90 Patricia Montero, patricia@marcodecomunicacion.com Pablo Hern谩ndez, pablo@marcodecomunicacion.com

2


SUMARIO I. II.

¿Por qué elegir Madeira?: Resumen................................................................... 4 Bienvenidos a la perla del Atlántico ................................................................... 5 A. Situación ......................................................................................................... 5 B. Introducción al archipiélago ............................................................................ 5 1. Madeira ....................................................................................................... 5 2. Porto Santo ................................................................................................. 6 3. Islas Desiertas............................................................................................. 7 4. Islas Salvajes .............................................................................................. 7 C. Historia ............................................................................................................ 7 1. Historia de Madeira ..................................................................................... 7 2. Historia de Porto Santo ............................................................................... 7 D. Sus habitantes ................................................................................................ 8 E. Clima ............................................................................................................... 8 III. BODY. MIND. MADEIRA........................................................................................ 8 A. Madeira Bienestar: Una nueva experiencia para los sentidos ........................ 8 1. SPA, Sumérgete en las rutas relajantes ..................................................... 9 2. Sol & Mar .................................................................................................... 9 B. Madeira Naturaleza ....................................................................................... 10 1. Parque natural de Madeira........................................................................ 10 2. Parques y jardines: El paraíso de las flores, los olores y los colores ....... 12 3. Agricultura ................................................................................................. 12 C. Madeira Cultura Local ................................................................................... 13 1. El presente y pasado de la cultura Madeirense ........................................ 13 2. Arquitectura ............................................................................................... 15 3. La ruta de la Artesanía .............................................................................. 17 4. Gastronomía: La Ruta del Paladar............................................................ 18 5. Enología: Circuitos del Buen Bebedor ...................................................... 18 6. Eventos Locales ........................................................................................ 19 7. Animación nocturna .................................................................................. 21 D. Madeira Deportes ......................................................................................... 21 1. Golf............................................................................................................ 21 2. Activo – Aventura ...................................................................................... 22 3. Deportes náuticos ..................................................................................... 25 IV. MICE: Meetings, incentives, conferences and events..................................... 26 A. CIFEC - Madeira Tecnopolo ......................................................................... 26 B. Palacete de Lugar de Baixo .......................................................................... 27 C. Centro Cultural y de Congresos de Porto Santo ........................................... 27 D. Centro de Congresos de Madeira ................................................................. 27 E. Madeira Story Centre .................................................................................... 27 F. Centro das Artes Casa das Mudas ............................................................... 28 G. Fórum Machico ............................................................................................. 28 V. Madeira en práctica ............................................................................................ 28 A. Llegar a Madeira ........................................................................................... 28 B. Aeropuerto de Madeira ................................................................................. 29 C. Puertos de Abrigo ......................................................................................... 29 D. Informaciones genéricas ............................................................................... 31 E. Infraestructuras ............................................................................................. 32

3


I. ¿Por qué elegir Madeira?: Resumen Si le gusta el mar o si prefiere la montaña. Si le gusta la tranquilidad o si prefiere los deportes más arriesgados. Pero sobre todo si le gusta la exquisitez y la sofisticación, entonces Madeira es su destino por excelencia. Enclavada en medio del Atlántico, el archipiélago de Madeira ofrece un viaje diferente, un rincón salvaje al mismo tiempo que un paraíso subtropical, con sus aromas, presentes en cada rincón. Esta isla portuguesa le cautivará con sus montañas que descienden vertiginosamente hacia el mar, las casas blancas que se levantan en los caminos escarpados, el perfume de sus flores y sus salvajes acantilados entre los que se cobijan las gaviotas. No cabe olvidar la blanca arena y la cristalina agua de Porto Santo, que destacan por sus características terapéuticas únicas. Madeira, un escondite en medio del Atlántico donde los misterios del mar y la fuerza de la tierra se fusionan para hacerle viajar a su ser más profundo. Su abundante y variada vegetación que combina las características tropicales con las mediterráneas da lugar a un mosaico vegetal rico y diversificado. Además, sus bosques esconden uno de los secretos mejor guardados: es uno de los pocos bosques en el mundo que conserva la pureza que una vez existió hace millones de años. ¿Necesita huir del stress del día a día? ¿Necesita un descanso? ¿Mimarse por dentro y por fuera? Entonces Madeira es su Spa: clima templado, aire puro y balsámico, un aroma fresco de flores, la tranquilidad de una isla en pleno Atlántico y varios centros con tratamientos para todos los gustos. La isla de Madeira cuenta efectivamente con varios hoteles y complejos con diversos tipos de masajes, tratamientos corporales y faciales, y zonas dedicadas al bienestar. Se trata de spas integrados en paisajes exuberantes, más aislados o en pleno Funchal, en la montaña o a la orilla del mar, rodeados por una espesa vegetación y por jardines. Pero si lo que le gusta es hacer turismo activo, entonces su lugar también es Madeira. Camine por las nubes entre montañas, "levadas" y veredas. Descubra tesoros a la vez que explora el fondo del mar o sienta la pureza del aire que se respira a gran altitud. Esta isla destaca por las condiciones naturales de excepción, entre las que resalta el montañismo. Ya sea haciendo senderismo, escalada o bicicleta, la conquista de las imponentes e impresionantes montañas que irrumpen desde el mar hasta el cielo, será sin duda una experiencia inolvidable. En lo que respecta a actividades deportivas ligadas al mar, las opciones son inmensas. La oportunidad de capturar un merlín azul o el raro espadín blanco son posibles con la práctica de la pesca deportiva en alta mar. O, si lo prefiere, puede bucear en la profundidad de las aguas impolutas y descubrir una rica vida subacuática. Otras actividades, como el ala delta o parapente, son por las características naturales de la isla, modalidades muy atractivas. Pero, si su pasión es el golf, podrá disfrutar de él en cualquiera de los tres campos existentes en las islas. Además, los amantes de este deporte quedarán deslumbrados con el desafío de cada “hole” y el paisaje circundante con vistas del océano, de la bahía de Funchal, de la flora exótica o de los valles más profundos. Sin olvidar las Quintas, esas residencias de príncipes y aristócratas, políticos y escritores que han quedado inmortalizados por su ingenio, y que han contribuido a enriquecer más el patrimonio cultural de la isla. Ni tampoco las increíbles fiestas que se llevan a cabo a lo largo de todo el año en Madeira, como la Fiestas de Fin de Año, el Festival de las Flores, el Carnaval, o el Festival del Atlántico. Cambiando de placer, los más sibaritas también encontrarán su rincón saboreando los exquisitos platos de marisco y pescado fresco. En cuanto a bebidas, el archipiélago ofrece igualmente una amplia posibilidad de elección entre zumos de fruta de exótico

4


sabor o los célebres vinos de Madeira (Malvasia, Sercial, Boal y Verdelho), que pueden tomarse con el café o como aperitivo. Finalmente, Madeira también es el destino idóneo para aquellos que necesitan viajar por trabajo. A tan solo 1H30 de vuelo de Lisboa, encontrarán una cálida acogida, la alegría y simpatía de su pueblo, la extraordinaria belleza de sus paisajes unidas a las múltiples actividades sociales, deportivas y culturales que juntas proporcionan a Madeira, en cualquier momento del año, un ambiente propicio para la celebración de eventos, viajes de incentivos y conferencias.

II. Bienvenidos a la perla del Atlántico A. Situación El archipiélago de Madeira se encuentra a 608 km al Oeste de Marruecos y a 416 km al Norte de las Islas Canarias. La isla mayor es la verde y montañosa Madeira, situada a 545 kilómetros de la costa occidental de África y a 978 kilómetros del Portugal continental, con un área de 738 km2 y una forma parecida a la del viejo casco de una carabela abatida por una tormenta. A unos 37 km al noreste, está la isla de Porto Santo, de sólo 106 km2, con un paisaje árido y llano totalmente opuesto al de Madeira. Dos grupos más de islas deshabitadas, apenas visitadas pero siempre intrigantes, completan el archipiélago. A 16 km al sureste de Madeira, y fácilmente visibles desde su costa sur, están las tres Ilhas Desertas (Islas Desiertas): Ilhéu Chão, Deserta Grande y Bugio. A pesar de su proximidad y su tamaño -Deserta Grande alcanza los 479 m de altitud-, apenas tienen suelo fértil y agua potable y están, por tanto, prácticamente deshabitadas. Igualmente inhóspitas, y a 300 km al sureste de Madeira, están las bien llamadas Ilhas Selvagens (Islas Salvajes). Pertenecen también a Portugal y están formadas por dos grupos de islitas rocosas de las que la mayor, Selvagem Grande, tiene sólo 5 km de circunferencia. Ambos grupos de islas son actualmente reservas naturales protegidas.

B. Introducción al archipiélago 1. Madeira

5


La isla de Madeira es muy famosa por su entorno natural, cuyo elemento principal es el Bosque Laurisilva, bosque reliquia clasificado por la UNESCO como Patrimonio Mundial Natural. Su clima templado, unido a una temperatura del agua del mar que nunca baja de los 17º C, ofrece la posibilidad de mantenerse siempre activo, pudiendo practicar una amplia gama de deportes al aire libre durante todo el año. La tradición y las costumbres, patentes en monumentos, museos e iglesias y presentes incluso en algunos productos regionales como el Vino y el Bordado de Madeira, perduran a lo largo de los siglos y merecen una atención muy especial. La capital del archipiélago, Funchal, se encuentra situada en la costa sur de la isla de Madeira, en una preciosa bahía bañada por las cálidas aguas del Océano Atlántico, circundada por altas montañas de un verde intenso y valles profundos. Constituida como ciudad desde el 21 de Agosto de 1508 por Carta Regia de D. Manuel I, Funchal es el más importante centro comercial, turístico y cultural de todo el archipiélago de Madeira. Su nombre deriva de una hierba salvaje con olor dulce, el hinojo (Foeniculum Vulgare), que en portugués se llama “funcho”, que existía abundantemente al inicio de su población. Funchal es el mayor concejo de la región y comprende diez freguesías. La ciudad de Funchal ofrece múltiples actividades de ocio. Se puede visitar sus magníficos jardines, hacer compras, perderse por sus plazas y sus pintorescas calles con aceras de calzada portuguesa o, simplemente, disfrutar de apacibles momentos de reposo en una de las terrazas de los cafés centrales. Merece la pena conocer los diversos museos y monumentos de la ciudad, y algunas galerías de arte que presentan obras de artistas nacionales e internacionales. La brisa marina que envuelve la parte baja de la ciudad invita también a una visita al Puerto de Recreo de Funchal, repleto de embarcaciones de las más diversas nacionalidades. 2. Porto Santo

Esta paradisíaca isla, con una playa de arena dorada de 9 Km de longitud, bañada por aguas cálidas y cristalinas, constituye el mejor refugio para disfrutar de unas vacaciones tranquilas. El nombre le fue atribuido por los descubridores portugueses tras muchos días de mar. Hoy en día, existen varias formas menos tormentosas de llegar a Porto Santo, pero continuará encontrando en esta isla las mismas cualidades que le han dado su nombre y que le proporcionarán unas vacaciones inolvidables. Porto Santo es una isla de rara belleza muy distinta de la isla de Madeira, a pesar de su proximidad geográfica. Debido a su paisaje árido, en el que predominan los tonos cálidos de amarillo y castaño, es conocida como la “isla dorada”.

6


3. Islas Desiertas Las deshabitadas Islas Desiertas constituyen ya un motivo para, a modo de expedición, conocer en pocas horas algunas especies de fauna y flora rarísimas en el planeta. Las Islas Desiertas constituyen una Reserva Biogenética, en la cual se encuentra el último refugio atlántico para la Foca Monje (Monachus monachus), la foca más rara del mundo. 4. Islas Salvajes Las islas Salvajes también poseen una Reserva Natural en la cual habitan algunas especies florales raras en el planeta, siendo también considerada como un "santuario ornitológico" por el anidamiento de aves marinas que en ellas se encuentran.

C. Historia 1. Historia de Madeira Existen muchas historias y leyendas sobre el descubrimiento del Archipiélago de Madeira. Parece que los descubridores estaban navegando en busca de Guinea, bajo las ordenes del Príncipe Enrique el Navegador, cuando fueron atacados por una fuerte tormenta que les hizo desembarcar en la isla de Porto Santo. Después de haber llegado hasta ahí, avistaron la isla de Madeira, por lo que decidieron navegar hasta ella. De acuerdo con el historiador Gaspar Frutuoso, Madeira fue descubierta el 1 de Julio de 1419 cuando João Gonçalves Zarco y Tristão Vaz Teixeira desembarcaron en la bahía de Machico al día siguiente. Ésta versión es la que está considerada la interpretación oficial, por lo que el día 1 de julio es el día público de vacaciones en la región autonómica de Madeira. Así mismo, existe también un poco de controversia sobre cuándo la gente empezó a colonizar la isla. Parece que los colonos empezaron a llegar a partir de 1425, cuando Enrique el Navegador dio fuero a João Gonçalves Zarco, Tristão Vaz y Bartolomeu Perestrelo como primeros colonos de la isla. 2. Historia de Porto Santo La isla de Porto Santo fue el primer descubrimiento portugués realizado en el siglo XV. Aquí se originó la gran epopeya de los Descubrimientos iniciada por el Infante D. Henrique. La isla de Porto Santo fue descubierta en 1418 por los portugueses João Gonçalves Zarco, Tristão Vaz Teixeira y Bartolomeu Perestrelo, ulteriormente nombrado primer Capitán Donatario de esta isla. Años más tarde, Cristóbal Colón pasó algún tiempo en la isla preparando el viaje del Descubrimiento de América y aqui se casó con una de las hijas de Bartolomeu Perestrelo, Filipa Moniz. Donado en 1446 por D. Henrique a Bartolomeu Perestrelo, Porto Santo fue elevado a concejo en 1835. En Agosto de 1996 su capital, Vila Baleira, fue elevada a la categoría de ciudad. Existen dos teorías en la atribución del topónimo "Porto Santo" a la isla, semejantes en el acontecimiento que originó el nombre, pero con datos diferentes relativos a la fecha y origen de los navegantes. Cuenta una leyenda popular, que se remonta a 1418, que João Gonçalves Zarco y los restantes navegantes le habrían dado tal nombre a la isla por el hecho de haberles servido de refugio en el transcurso de una

7


terrible tempestad. La segunda versión, históricamente fundamentada, apunta a que, también en la Baja Edad Media, una embarcación habría encontrado puerto seguro en esta isla después de una violenta tempestad. De esta forma, se confirma que antes de que los portugueses hubiesen iniciado su población en 1418, ya la isla había sido bautizada con el nombre de Porto Santo. Más segura es la fecha de la llegada a Porto Santo de los portugueses Zarco y Tristão Vaz Teixeira - 1418. Con ese viaje y en esta isla marcaron el inicio de los descubrimientos de ultramar.

D. Sus habitantes Durante las guerras napoleónicas, las fuerzas inglesas ocuparon Madeira entre 1801 y 1807 para protegerla de una posible invasión francesa. Muchos de los soldados ingleses se casaron con mujeres de la localidad y se quedaron en la isla. Sus descendientes se distinguen claramente por el pelo claro y los ojos azules, sobre todo en Camacha, Monte o Santo da Serra, que habían sido guarniciones. La población en 1991 se estimaba en 250.000 habitantes, con 4.800 habitando en Porto Santo, mientras que actualmente se calcula en 265.000 habitantes con 5.000 en Porto Santo. La densidad de población es de 337 habitantes por km cuadrado en Madeira y 112 en Porto Santo. Los colonizadores portugueses de las islas eran mayoritariamente del Algarve y el Miño.

E. Clima Estas islas, debido a su situación geográfica privilegiada y al paisaje montañoso que las forman, gozan de un sorprendente clima templado. Las temperaturas oscilan entre los 22ºC en verano y los 16ºC en invierno y junto con el moderado nivel de humedad, se benefician de unos rasgos subtropicales excepcionales. La temperatura del mar es también templada, debido a las corrientes calientes del Golfo, presentando medias de 22ºC en verano y 18ºC en invierno.

III.

BODY. MIND. MADEIRA

A. Madeira Bienestar: Una nueva experiencia para los sentidos En el archipiélago de Madeira encontrará el lugar ideal para disfrutar del equilibrio perfecto entre el cuerpo y el espíritu. El rico patrimonio natural y cultural unido a una saludable gastronomía, a la estabilidad política y social y a la hospitalidad de sus habitantes hace de este destino un lugar privilegiado y seguro. El Archipiélago de Madeira posee elementos tan saludables como naturales. Éstos son la impoluta agua del mar, los extractos de algas y plantas, el fresco aroma de las flores, el aire puro y balsámico. En este ambiente de armonía perfecta entre la Naturaleza y el Hombre adquiere sentido el proverbio “mente limpia, cuerpo sano”, porque aquí se siente una mayor paz y calma interior. En la Isla de Madeira, entre el exuberante paisaje y la particular orografía, se sentirá cómplice de una naturaleza única.

8


1. SPA, Sumérgete en las rutas relajantes En Madeira es fácil sentirse bien, relajarse, dejarse llevar y cuidar tu cuerpo por dentro y por fuera. Ahí encontrarás numerosos establecimientos de lujo en donde podrás disfrutar con sus instalaciones de Spa que te ofrecen circuitos de agua, tratamientos personalizados a tu medida. Además, la isla cuenta con varios hoteles y complejos con diversos tipos de masajes, tratamientos corporales y faciales y zonas dedicadas al bienestar. Se trata de spas integrados en paisajes exuberantes, más aislados o en pleno Funchal, en la montaña o a la orilla del mar, rodeados por una espesa vegetación y por jardines. Lugares dedicados a la salud y a la belleza con equipamientos modernos y especializados, eficientes equipos, técnicas tradicionales y orientales, clases de yoga y de hidrogimnasia, entre otras muchas opciones. Ríndase a los tratamientos de champán y caviar o a los baños de aromaterapia, abandónese a los placeres de un masaje revigorizante o de un tratamiento de belleza. En la página web www.madeiraislands.travel (apartado “Mapas e Brochuras” en el lateral izquierdo) podrá descargarse un folleto exhaustivo sobre los spas en Madeira. Además, las arenas y el agua que caracterizan a Porto Santo destacan por sus características terapéuticas únicas. La arena de Porto Santo está constituida por organoplastos (restos de seres vivos marinos como corales, conchas y erizos) y su composición química consta esencialmente de carbonatos, a diferencia de la mayoría de las playas cuyas arenas son silíceas. De este modo, a los beneficios que ofrecen los tratamientos preventivos, curativos y estéticos realizados tomando como base el agua salada, el Centro de Talasoterapia añade a las propiedades terapéuticas de la arena. Lo más complicado será escoger en el conjunto de servicios y tratamientos ofrecidos los que más se adecuen a su estilo de vida, edad, preferencias y necesidades. 2. Sol & Mar a) Madeira, a orillas del Océano Según el tipo de playas existentes en Madeira, asentadas sobre cantos rodados de basalto, algunas localidades han creado cómodas y funcionales infraestructuras para facilitar el acceso al mar. Experimente y goce del sol y del mar en Madeira en: - los alrededores de Funchal: Lido, Poças do Governador, Poças do Gomes, Ponta Gorda o Praia Formosa; - la costa sudoeste: Ribera Brava, Ponta de Sol, Jardim do Mar, Paul do Mar, Madalena do Mar y Calheta, donde existe una playa artificial de arena dorada; - la costa norte: Porto Moniz y Seixal, donde existen piscinas naturales, Faial, Porto da Cruz, Ponta Delgada y São Jorge; - en la costa este y sudeste: Caniço y Machico, Santa Cruz y Caniçal. Algunos centros hoteleros también ofrecen la posibilidad de uso de las piscinas y los accesos marítimos, no sólo a sus huéspedes sino también a otros clientes de pago.

9


b) Porto Santo, la ruta del sol y la playa Porto Santo es eminentemente turístico: sol, mar y arena. Uno de los principales atractivos es que la mayoría de sus playas se mantienen limpias, intactas y sin urbanizar. Si realmente lo que necesitas es disfrutar de uno o varios días de sol y playa, entonces necesitarás visitar Porto Santo, ya que en ella te encontrarás con una de las mejores playas del hemisferio norte. A pesar de la cercanía que tiene esta isla de Madeira, su orografía es diferente en casi todos sus aspectos. La maravillosa playa de arena dorada tiene espacio para todos e invita a realizar auténticos paseos de larga duración (la longitud de la playa es de 9 kilómetros), recomendados sobre todo al atardecer. A pesar de la virginidad de la playa, en ella podrás disfrutar de múltiples deportes náuticos y de buen pescado fresco en los restaurantes de la avenida.

B. Madeira Naturaleza Este archipiélago, enclavado en la región biogeográfica de Macaronesia, posee un patrimonio natural de gran importancia científica, destacando el bosque autóctono de Madeira la “Laurisilva”, que fue reconocida por la UNESCO como Patrimonio Natural Mundial. De acuerdo con investigadores de la Universidad de Madeira, “la variedad de especies identificadas hacen que Madeira rivalice, en biodiversidad, con algunas regiones de la Amazonia”. Este bosque reliquia se remonta al Período Terciario y se compone de árboles de gran porte, entre ellos, el Til (Ocotea foetens), el Laurel (Laurus azorica) o el Viñátigo (Persea indica). Tienen como compañeros los musgos y muchos otros arbustos como el brezo y los helechos. En lo que respecta a las aves, los principales representantes son el ratonero común, el cernícalo, el mirlo negro, el pinzón, la paloma torcaz y el reyezuelo listado. De los 741 km2 de área de la isla de Madeira, 2/3 están catalogados como reservas naturales. Pero además de esta valiosísima herencia, la isla de Madeira es uno de los lugares del mundo con el mayor índice de fitodiversidad, lo que significa que esta isla tiene la posibilidad de presentar la mayor diversidad de plantas por Km2. De su riqueza natural forma parte un vasto abanico de plantas exóticas. La mayoría de ellas, de múltiples formas y colores, proviene de varias partes del mundo y se encuentran aquí muy bien adaptadas, como en su ambiente original. Cuando visite Madeira no pierda la oportunidad de conocer de cerca todas estas maravillas y parajes majestuosos. 1. Parque natural de Madeira Teniendo como objetivo la salvaguarda de un vasto patrimonio natural que constituye una rareza a nivel mundial, se creó en 1982 el Parque Natural de Madeira, parque clasificado como Reserva Biogenética donde se puede encontrar una flora y fauna únicas. El parque engloba cerca de 2/3 del territorio de la isla y

10


en él están definidas reservas naturales integrales y parciales, paisajes protegidos y zonas de recreo. A continuación destacamos las principales reservas del Parque Natural de Madeira a) Reserva Natural de las Islas Desertas Las Islas Desertas están situadas a cerca de 22 millas al sudeste de la ciudad de Funchal. Hoy en día representa el último refugio atlántico para la Foca Monje (Monachus monachus), la foca más rara del Mundo. La presencia de estos mamíferos marinos fue la principal razón para la creación del área de protección de las Islas Desertas que, en 1992, fueron clasificadas como Reserva Biogenética por el Consejo de Europa. Algunas de las medidas impuestas para la preservación de la Reserva son la prohibición total de la actividad de pesca submarina, así como la prohibición de la navegación en la zona sur de la misma. Para fondear cualquier embarcación o visitar la Deserta Grande es necesario obtener una credencial de los Servicios del Parque Natural de Madeira. b) Reserva Natural de las Islas Salvajes Las Salvajes están constituidas por dos grupos de pequeñas islas, la Salvaje Grande y la Salvaje Pequeña. Están situadas a cerca de 180 millas de la Isla de Madeira. La Reserva Natural de las Islas Salvajes fue creada en 1971, siendo una de las más antiguas reservas naturales de Portugal. En la Salvaje Pequeña y en el Islote de Fora nunca han sido introducidos herbívoros, por lo que de las noventa especies que representan la herencia floral de la isla, diez son endémicas. Estas islas son también consideradas como un "santuario ornitológico", debido a las condiciones que presentan para el anidamiento de aves marinas. c) Reserva Natural Parcial de Garajau Esta fantástica reserva marina, creada en 1986, se encuentra localizada en la costa sur de la isla de Madeira. Entre la fauna que allí se puede observar, se encuentran algunos peces de gran tamaño, como el Mero (Epinephalus guaza) y las Mantas (Manta birostris, Mobula mobular cuyo tamaño y gracia de movimientos hacen del lugar una atracción internacional), además de una gran variedad de otras especies costeras. La pasividad de los peces, habituados a convivir con los buceadores, permite nadar con libertad entre ellos con excelentes oportunidades para la fotografía submarina. Dentro del área de reserva está prohibida cualquier actividad de pesca y la navegación se encuentra también condicionada. d) Reserva Natural de Rocha do Navio Perteneciente al concejo de Santana, esta reserva fue creada en el año 1997. Establecida por indicación de la población local, incluye una franja de mar que constituye el hábitat potencial de la Foca Monje (Monachus monachus), más conocida por Lobo Marino, y un islote donde es posible observar algunas plantas propias de los acantilados naturales macaronésicos, pero raras en el espacio insular. El acceso al espacio marino es libre, pero la práctica de la pesca submarina y el uso de redes están prohibidos.

11


2. Parques y jardines: El paraíso de las flores, los olores y los colores Madeira cuenta con una flora exótica de la que se puede disfrutar en los numerosos jardines de la isla, como el Jardín Botánico, que remonta a 1960 e incluye áreas ajardinadas que superan los 35.000m2 y más de 2000 plantas exóticas oriundas de todos los continentes. Atendiendo a la creciente pérdida de biodiversidad y de hábitat a nivel mundial, el Parque Ecológico de Funchal, el Jardín Tropical Monte Palace, el Jardín Municipal o el Parque Municipal de Monte han llegado a convertirse en un polo de ciencia y cultura, con vista a la conservación de las plantas en peligro de extinción. El primero cuenta con una flora autóctona bastante variada, como el Serbellón (Sorbus maderensis), endemismo madeirense muy raro. Por su parte, el Jardín Tropical Monte Palace cuenta con cerca de 100.000 especies vegetales como azaleas, brezos y diferentes árboles, además de la gran variedad de helechos. De igual manera, el Jardín Municipal con sus 8.300 m2 y el Parque Municipal de Monte con sus especies autóctonas y exóticas contando incluso con algunos árboles centenarios, rinden homenaje a la naturaleza. Por otra parte, en los Jardines de la Quinta da Boa Vista también esta disponible una exposición de orquídeas, flores emblemática del archipiélago que vienen siendo coleccionadas y galardonadas desde hace 20 años y que también se encuentran en el Jardín Orquídea. De igual manera, bosques como el Parque Florestal de Ribeiro Frio y el Parque Florestal das Queimadas se caracterizan por una flora armoniosa. 3. Agricultura El panorama agrícola de Madeira resulta de la construcción, desde hace siglos, de las mil terrazas de cultivo que trepan por las laderas desde el mar hasta la sierra. Venciendo la orografía de la Isla de Madeira, con la construcción de muros de soporte que sostienen las terrazas, y dominando el agua con la construcción ingeniosa de las "levadas", el madeirense ha edificado un verdadero monumento que vale la pena ser contemplado. Los cultivos dominantes son la viña y el plátano. No obstante, la producción de frutos subtropicales (el aguacate, el mango, la piña, el maracuyá, la guayaba, las pitangas, el kiwi, etc.) ocupa también un lugar de relieve en la agricultura madeirense. La introducción de la viña en la isla data del primer cuarto del siglo XV. La primera especie en ser plantada fue la "malvasía", proveniente de la ciudad de Nápoles de Malvasía, de la isla griega de Minoa. En el siglo XVII se asistió a la introducción de las especies de Sercial, Verdello y Boal. Estas cuatro castas nobles constituyen la "espina dorsal" de la producción del famoso Vino de Madeira. La viña es cultivada generalmente en parras a una altura de un metro y medio, hasta los 400 metros de altitud. En los terrenos más elevados aparece la llamada viña trepadora, que se enlaza y sostiene sobre los árboles. El platanero fue introducido en Madeira a mediados del siglo XVI, extendiéndose al

12


poco tiempo por toda la isla; sin embargo, es en la costa sur donde se verifica una mayor producción.

C. Madeira Cultura Local 1. El presente y pasado de la cultura Madeirense a) Centros culturales El “Madeira Story Centre”, localizado en el centro histórico de Funchal junto al Teleférico que une Funchal con Monte, constituye un centro que presenta una completa panorámica de 14 millones de años de la historia de Madeira. Se trata de un centro de información lúdico e interactivo sobre Madeira, que acopla información, diversión y tecnología en una estructura moderna. De igual manera, el Parque Temático de Madeira consiste en un amplio espacio de 7 hectáreas donde visitantes de todas las edades pueden emprender un viaje para descubrir Madeira y Porto Santo, conocer su historia, familiarizarse con la cultura y las tradiciones de sus habitantes, vibrar con la belleza de sus paisajes, explorar un inmenso parque-jardín y sentir la fuerza de la naturaleza. b) El Arte en Madeira Museos de Arte Los museos de Madeira guardan muchas historias que componen la historia de este archipiélago. El Museo etnográfico de Madeira presenta colecciones de objetos etnográficos, testimonios de la cultura y sociedad madeirenses, y en la sala de exposiciones temporales se exhiben diferentes temas alusivos a la cultura tradicional madeirense. Por otro lado, en una casa señorial, construida a comienzos del siglo XVI y que perteneció a una nieta de João Gonçalves Zarco (descubridor de Madeira), encontrarás el Centro das Artes Casa das Mudas, donde se llevan a cabo espectáculos musicales, piezas de teatro, conferencias y una gran variedad de eventos de diversa índole. Ese centro ya ha acogido obras firmadas por importantes artistas como Francis Bacon, David Salle, Eric Fischl, Picasso y Dalí. De igual manera, el Museo de Arte Contemporáneo presenta importantes ejemplos de pintura flamenca de los Siglos XVI a XVIII, escultura religiosa de los Siglos XVI a XVIII y orfebrería sacra de los Siglos XVII y XVIII. Además, también se puede visitar el Museo “Universos de Memorias”, fondo donado por João Carlos Abreu (actual Secretario Regional del Turismo y Cultura de Madeira) a la Región Autónoma de Madeira, adquirido en sus innumerables viajes. Todas las piezas aquí reunidas están íntimamente ligadas al discurrir de la vida del donante. Además de todo el interés museológico, su fondo prima por la variedad de piezas oriundas de los cuatro confines del mundo.

13


Los artistas de Madeira El Museo de Enrique y Francisco Franco posee una gran colección de grabados, dibujos y esculturas de esos significativos artistas madeirenses mientras que la casa museo de Frederico de Freitas presenta una espectacular muestra de diferentes colecciones, tales como azulejos, tazas, teteras y cerámica, escultura religiosa, estampas antiguas y muebles de estilo neoclásico y Art Nouveau. Así mismo, el edificio donde se encuentra el Museo Vicentes está compuesto por la antigua residencia y estudio fotográfico de Vicente Gomes de la Silva, pionero de la fotografía en Portugal. El museo guarda escenarios, máquinas y negativos fotográficos reunidos en más de 100 años de actividad, por las cuatro generaciones de fotógrafos de la familia Vicente, además de otros archivos fotográficos de diversa procedencia. Por otra parte, en una casa de arquitectura popular madeirense, datada de los siglos XVII y XVIII, nació Horácio Bento de Gouveia, profesor, periodista y escritor madeirense con una amplia obra literaria editada. Se encuentran aquí expuestas una variedad de piezas antiguas así como objetos ligados al escritor a lo largo de su vida profesional. Enclavado en el Jardín Botánico de Madeira, el Museo de Historia Natural posee un valioso fondo con documentos que atestiguan la riqueza del patrimonio natural del archipiélago y de su dinámica en este campo. Situada en la antigua casa de João Esmeraldo (mercader flamenco), el núcleo museológico de la Ciudad del Azucar está dedicado a la importancia de la fabricación y exportación del azúcar en los siglos XV y XVI en Madeira. c) Cristóbal Colón y su paso por Madeira La Casa de Colón se presenta en un conjunto de dos edificios, el más antiguo de ellos se remonta a la época en que el navegante vivió en la isla. En exposición, además de retratos de Colón del siglo XVI al siglo XX, se encuentran mapas con las diferentes rutas por él recorridas. Asimismo, en el Museo-Biblioteca Mário Barbeito de Vasconcelos se exhibe una colección sobre Cristóbal Colón, mapas, grabados y libros raros, monedas y varios elementos alusivos a la historia de Madeira. d) Madeira y sus influencias extranjeras En el Museo da Quinta das Cruzes, quinta de arquitectura civil barroca, residió el 2º capitán donatario de Funchal. Hoy, se encuentra ocupada por un museo de artes decorativas que presenta un amplio fondo constituido por mobiliario portugués y extranjero desde el siglo XVI al siglo XIX, porcelanas de la Compañía de las Indias y Europeas, porcelanas portuguesas de los siglos XVII a XIX, marfiles indoportugueses europeos, escultura flamenca y portuguesa de los siglos XV a XVIII, belenes de los siglos XVIII y XIX, pinturas y grabados de los siglos XVI a XIX. e) Museos de fauna, flora y geología El Museo Municipal de Funchal es palacio urbano de arquitectura barroca. En él vivieron en el siglo XIX los Condes de Carvalhal, lugar donde celebraban las recepciones. Hoy en día presenta una valiosa exposición de la fauna, flora y geología del Archipiélago. Desarrolla también una importante actividad de investigación científica en el área de Macaronesia. En el mismo edificio están instalados la Biblioteca Municipal y el Archivo Regional de Madeira. Por otra parte, el Museo Monte Palace, localizado en el Jardín Tropical Monte Palace, alberga en régimen permanente dos colecciones, una de minerales y otra de escultura contemporánea de Zimbabwe. Las piezas de escultura expuestas datan de las décadas de los 50 y 60 e incluyen obras de artistas de Tengenenge, como Henry Munyaradzi y Bernard Matemera. La colección de minerales se encuentra

14


organizada según su valor estético, siendo los mismos provenientes en su mayoría de Brasil, Portugal, Perú o Norteamérica. De igual manera, el Museo de la Ballena, abierto al público en 1989, posee un barco "Ballenera", parte de un cachalote en fibra, vitrinas con huesos y dientes de ballena, fotografías y grabados alusivos a las ballenas. f) El rincón de las antigüedades El Museo Casa da Luz se encuentra situado en el lugar antiguamente ocupado por la Central Térmica de Funchal, inactiva desde 1989. Su fondo esta compuesto por modelos singulares de máquinas y aparatos con más de medio siglo. Por otro lado, el Museo del Juguete presenta colecciones de juguetes antiguos de José Manuel Borges Pereira, enriquecidas con algunas contribuciones de otras colecciones privadas. 2. Arquitectura a) Paseando por Madeira La ciudad del Funchal se ha prolongado por múltiples calles, ladeadas por edificios casi tan antiguos como la propia isla. Merecen su visita edificios como el Palacio del Gobierno Regional, construido a finales del siglo XVII para la Misericordia y Hospital de la ciudad, y donde funcionó la Escuela Médica de Funchal. Hoy en día es el Palacio del Gobierno Regional, donde se encuentran algunas de las Secretarías Regionales. La Asamblea está hoy instalada en un edificio construido, por orden de D. Manuel I, para la Aduana de Funchal. Este bello ejemplar de arquitectura civil posee las características de la época real y se impone en la zona baja de la ciudad. Presenta un estilo gótico y toda la decoración que tanto caracteriza al manuelino. De igual manera, un antiguo Palacio del Conde Carvalhal fue adquirido por el municipio y constituye hoy la sede del Ayuntamiento de Funchal. Este palacio es un armonioso ejemplo de la arquitectura de finales de siglo XVIII, donde se sitúa un patio interior revestido de azulejos con una fuente. Por otro lado, es igualmente interesante visitar algunas fortalezas, como la Fortaleza de San Lorenzo. Este palacio de arquitectura militar, manuelina y manierista, ha sufrido modificaciones a lo largo del tiempo que lo han transformado progresivamente en un “palacio nacional”. Este monumento de referencia histórica y política de la Región Autónoma de Madeira, posee un torreón almenado en el lado este característico del período "manuelino". Durante el período "filipino" fueron levantados los tres baluartes orientados al norte. Actualmente, el palacio funciona como residencia del Ministro de la República, del Comandante Militar y del Cuartel General de la Zona Militar de Madeira. Finalmente, consideramos fundamental una visita al Mercado dos Lavradores, en el centro de Funchal, donde llaman la atención los vestidos coloridos y típicos de las floristas. Su presentación y la exótica diversidad de frutos, que sus vendedoras ofrecen espontáneamente a los paseantes para que los prueben, así como las hortalizas subtropicales, convierten este mercado en un espacio con mucha vida y

15


color. En la plaza del pescado, los peces espada y el exotismo de los enormes atunes también suscitan un enorme atractivo. También puede apreciarse la artesanía, especialmente la confeccionada con mimbre. En el espacio que rodea la Catedral, por la mañana, y durante todo el día en el Largo de Chafariz, se encuentran vendedoras con trajes típicos que venden flores exóticas en la calle. b) Paseando por Porto Santo La casa donde residió Cristóbal Colón, ahora transformada en museo etnográfico, los tradicionales molinos de viento, las casas locales hechas con materiales de la isla o las minas inactivas, son apenas algunos de los testimonios de la cultura de la isla. El paisaje portosantense se caracteriza por la abundante presencia de los tradicionales molinos de viento. Al presentar un relieve relativamente bajo, la isla se encuentra muy expuesta al viento procedente de todos los cuadrantes. Los molinos de viento surgieron en Porto Santo para la molienda de cereales, necesaria para la fabricación del pan. El primer molino de viento se construyó en 1794, y fue la obra más grandiosa que se realizó en Porto Santo durante el siglo XVIII. Años más tarde, Porto Santo presentaba ya un aspecto muy pintoresco con numerosos molinos de viento, de madera y de tipo rotativo, algunos de los cuales se mantienen aún en activo. Asimismo, una de las principales manifestaciones de la arquitectura popular tradicional de Porto Santo son las Casas de “Salão”. Todavía hoy es posible encontrar algunos ejemplares de estas raras y centenarias construcciones. Son casas de aspecto humilde, que se caracterizan por tener su tejado cubierto con salão, utilizado de acuerdo con los recursos naturales disponibles y con las condiciones climáticas de la isla. El “salão” es una especie de barro de peculiar composición arenosa y de gran adherencia que confiere a los edificios un adecuado marco en el paisaje rural portosantense. Estas casas son muy frescas en verano, ya que surgen grietas en el salão cuando está seco, haciendo que el aire circule. En invierno, esta mezcla absorbe la lluvia volviéndose entonces esponjosa e impermeable. De igual manera, el Islote de Baixo, también conocido como Islote da Cal, acogió en su tiempo ricas minas de cal. Sus laderas perforadas por cavernas dan entrada a numerosas galerías de explotación. Ahora inactivas, las minas del Islote da Cal son también un testimonio importante de la cultura de esta isla. En breve, un teleférico unirá la Puntada Calheta a este reducto etnográfico de gran interés. c) Las Quintas de Madeira

16


Madeira conserva hoy las hermosas Quintas, otrora residencias de príncipes y aristócratas, políticos y escritores que han quedado inmortalizados por su genio, y que han contribuido a enriquecer aún más el patrimonio cultural de la isla. En Madeira, la palabra Quinta se refiere a una propiedad con una determinada extensión de terreno y con una casa de ciertas dimensiones, rodeada de jardines y de árboles. Las Quintas están consideradas como residencia de prestigio y su utilización como vivienda fue habitual en el siglo XIX. Es también muy común encontrarse un mirador en estas propiedades. Las quintas de Madeira son una opción de alojamiento ideal, en el que se puede disfrutar de todas las comodidades y servicios de establecimientos de 4 y 5 estrellas. Se trata de una especie de Boutique Hotel, más pequeño que un hotel normal pero con un servicio especializado y un ambiente que combina lo sofisticado con lo familiar. Y es que las quintas de Madeira son el alojamiento ideal para sentirse como en casa. Existen 16 Quintas de Madeira, cada una con sus características específicas, aunque todas reúnen una historia, naturaleza y gastronomía formidables. Las hay más de diseño, otras urbanas, de campo o más tradicionales, para todos los gustos. Para más información www.quintasdamadeira.com.

sobre

las

Quintas

de

Madeira,

visite

3. La ruta de la Artesanía

Madeira es un destino en donde podrás disfrutar de la artesanía autóctona como en ningún otro sitio. Encontrarás muchos comercios y centros en donde poder acceder a productos regionales de alta calidad. Los bordados de Madeira están hechos a mano e incorporan un pequeño sello de plomo cocido a la pieza después de pasar el control de calidad y acabado. El sello es garantía de calidad de IBTAM, Instituto de Artesanal de la isla, pues controla y garantiza la calidad de los productos de la industria de los bordados. Existe un pequeño museo que muestra los procesos de ejecución del Bordado de Madeira y además tiene en exposición valiosas piezas de bordado, tapicerías y marquetería. En Madeira encontrarás también una amplia oferta de artículos de mimbre, como mesas, sillas y cestas, ya que el archipiélago es una de las zonas en el ámbito portugués cuyos cultivos de mimbre están más extendidos.

17


4. Gastronomía: La Ruta del Paladar La gastronomía de Madeira y de Porto Santo, gracias a la fertilidad de la tierra y a la abundante fauna marina, es una gastronomía saludable. Los platos de pescado como el “filete de espada”, el bife de atum” y el “atum de escabeche”, así como otros basados en carnes, por ejemplo la tradicional “espetada” o la “carne de vinho e alhos”, acompañados por el típico “milho frito” y el sabroso “bolo do caco” (pan típico de harina de trigo, que recibe su nombre por cocerse sobre un trozo de teja – caco - que se coloca sobre las brasas), son únicamente algunas de las comidas obligadas para quien visita la isla. Madeira también es rica en frutas tropicales, por ejemplo el plátano, la nona, el maracuyá o fruta de la pasión, la papaya y la pera abacate, entre otras frutas. Los dulces de Madeira también presentan una amplia gama en la que puede elegir, como la “queijada” o el “bolo de mel”, elaborado con melaza de caña de azúcar y especialidad típica de Navidad. Un dato curioso consiste en que Funchal debe su nombre al funcho, planta de té que también sirve para hacer caramelos, que anteriormente se cosechaba mucho en la isla. Finalmente, proponemos la cata de productos elaborados con base en la castaña, especialmente el pastel y el licor de castañas, en una región donde predomina este condimento entre Eira do Serrado y Curral das Freiras. Al mismo tiempo, existe la posibilidad de realizar un recorrido de unos 20 minutos que permite contemplar el paisaje de los castaños hasta el Mirador de Eira do Serrado, desde donde se vislumbra Curral das Freiras en el fondo del valle. 5. Enología: Circuitos del Buen Bebedor a) Ruta del Vino de Madeira

Se sugiere una ruta que relata la historia y tradición del Vino de Madeira, acudiendo al Instituto do Vinho da Madeira, donde es posible efectuar una visita guiada de aproximadamente 1 hora al Museo del Vino y realizar catas. Quien esté interesado en ello podrá visitar los laboratorios del vino. El próximo reto consiste en recorrer las bodegas representadas en la ciudad de Funchal y que constituyen museos vivos, comenzando por la Madeira Wine Company, siguiendo por la Bodega Artur de Barros e Sousa, los Vinhos Pereira D’Oliveria y H.M. Borges SICRS, y por último, Vinhos Barbeito. De regreso, en el centro de Funchal, se sugiere una visita a la Biblioteca Berbeito de Vasconcelos, donde la tradición del vino vincula con la historia de Cristóbal Colón en la isla. b) Ruta de la Poncha Es igualmente obligatorio pasar por un bar para probar la “Poncha à pescador”, bebida espirituosa elaborada con aguardiente de caña de azúcar, miel de abejas y limón. Se están adoptando otras formas de preparación de la Poncha, en unos casos sustituyendo la miel por zumo de maracuyá o de naranja, y en otros,

18


sustituyendo el aguardiente de caña de azúcar por ron, vodka o absento. Camara de Lobos, ciudad de pescadores con muchos bares característicos, es el lugar perfecto para probar esta bebida típica. 6. Eventos Locales a) Fiestas de Navidad (Desde finales de noviembre a mediados de enero) Las tradiciones cristianas de la época de Navidad, muy enraizadas en los hábitos del pueblo madeirense, se conjugan con las manifestaciones de regocijo por la llegada del nuevo año en un programa rico y extenso de manifestaciones de carácter cultural, etnográfico y artístico que se inician en el mes de noviembre, con la inauguración de las iluminaciones en las calles del centro de Funchal, y que se prolongan durante todo el mes de diciembre hasta el día de Reyes. A mediados de noviembre comienzan los preparativos para convertir la ciudad de Funchal en un grandioso belén iluminado por más de 250 mil lámparas de colores. Las calles se engalanan con luces de todos los tamaños y colores que, formando dibujos, presentan una fuerte simbología de la isla y de la época. En diciembre se decoran las plazas con flores y las Flores de Pascua, Acebo y Zapatos de Venus alegran las calles funchalenses. Se da inicio también a los eventos culturales, con varias exposiciones alusivas a la época y al archipiélago y con espectáculos musicales de gran calidad. Después de Navidad continúan afanados en los preparativos del último día del año. Al final de las doce campanadas del día 31 de diciembre, los cielos quedan iluminados con fuegos artificiales, color y esperanza en el año que se adivina y que no podría comenzar de mejor forma. Se trata de un evento de tal magnitud, que en el año 2006 logró el “Record Guinness al mejor Espectáculo Pirotécnico del Mundo”, gracias a la exhibición que contó con 17 toneladas de fuegos artificiales, 660.300 detonadores y 8.000 explosiones por minuto. b) Fiestas de Carnaval (febrero) Las Fiestas de Carnaval de Madeira, cuya máxima expresión es el Gran Cortejo Alegórico que se realiza el Sábado de Carnaval, procuran mantener intactas las raíces marcadamente populares. En él participan varios grupos, con miles de figurantes, que inundan las principales calles de Funchal de música y alegría desbordante. En este ambiente de efusiva alegría, surgen iniciativas sorprendentes en creatividad e imaginación, cuya caricatura audaz se encuentra representada en el desfile del Cortejo “Trapalhão” del Jueves de Carnaval. c) Festival de las flores (finales de abril) En Abril de cada año se celebran los festejos de homenaje a las flores madeirenses. En ocasión del Festival de las Flores, las principales calles de Funchal son invadidas por un desfile de carros alegóricos que exhiben múltiples especies florales, dejando en el aire delicados perfumes. En la víspera del cortejo de la flor se reúnen miles de niños en la Plaza del Municipio, donde van a depositar una flor para construir el llamado “Muro de la Esperanza”. Paralelamente a estos eventos existen también varias iniciativas,

19


principalmente la construcción de alfombras florales, la Exposición de la Flor en el Largo da Restauração, actuaciones de grupos folclóricos, conciertos de música clásica y diversos espectáculos de variedades. d) Festival del Atlántico (Del 1 al 30 de junio) El Festival del Atlántico constituye una celebración, organizada por la Secretaria Regional de Turismo y Cultura, que asocia la animación a la cultura. Este evento integra tres componentes artísticas: el Festival de Música de Madeira, el Concurso Internacional de Fuegos Artificiales y la actuación de Bandas Filarmónicas en el centro de la ciudad. Anteriormente denominado Festival de Música de Madeira que, en aquella época, presentaba únicamente música erudita de calidad en lugares emblemáticos de la región, este evento, ahora conocido como Festival del Atlántico, adquirió una mayor pujanza artística con la introducción, en los últimos años, del Concurso Internacional de Fuegos Artificiales. Este concurso presenta, todos los sábados del mes de junio, espectáculos de fuegos artificiales conjugados armoniosamente con la música. e) Festival de Colón (mediados de septiembre) La ciudad de Vila Baleira, ubicada en Porto Santo, dedica tres días al navegante Cristóbal Colón tras su paso por allí, donde vivió durante algunos años. Los primeros contactos de Colón con Madeira ocurrieron en 1478, cuando Funchal se dedicaba al comercio de azúcar, pero los lazos más profundos con este archipiélago derivan de su matrimonio con Doña Filipa Moniz, hija del primer capitán donatario de Porto Santo. Entre 1480 y 1482, Colón vivió en el archipiélago, naciendo su hijo Diogo en la isla de Porto Santo. Este festival pretende rememorar los pasajes y vivencias de este navegante por el Archipiélago de Madeira, en sus viajes rumbo al continente americano, así como toda la epopeya de la época de los Descubrimientos. El evento comprende varias iniciativas analógicamente relacionadas con la vivencia de la isla en aquella época, con mucha música, animación de calle y exposiciones. La recreación del desembarque de Colón y sus acompañantes en el puerto de la ciudad constituye la iniciativa más atractiva de este festival “histórico”. f) Festival del vino de Madeira (primeros de septiembre) Rememorando la importancia socioeconómica del Vino de Madeira, se celebra en la época de la vendimia la Fiesta del Vino de Madeira, que procura reconstituir los viejos hábitos de la población madeirense desde el comienzo del poblamiento de la isla. En la freguesía del Estrecho de Câmara de Lobos, comienza la fiesta con la vendimia en vivo. La recogida de la uva, los desfiles de los vendimiadores, el pisado de la uva y todo el restante ritual de la fiesta típica madeirense son momentos vividos con entusiasmo por todos los que asisten a las festividades. De igual manera, en el centro de Funchal se celebran diversos espectáculos alegóricos de luz, sonido y folclore alusivos al vino y a las vendimias.

20


7. Animación nocturna Después de un día completo, nada como adentrarse en la noche madeirense. El famoso Vino de Madeira saboreado a la puesta de sol, es la mejor forma de acabar el día y preparar la noche. La cerveza y los refrigerantes locales, en especial los refrescos de maracuyá, son muy apreciados. Las bebidas típicas como la 'Poncha' y sus muchas variedades, así como la 'Nikita' o el 'Pé de Cabra', son alternativas para comenzar la noche en alguno de los bares y discotecas con ambientes divertidos y cosmopolitas y con la mejor música del momento. Tendrá también la oportunidad de probar suerte en el Casino de Madeira que, además de las diversas salas de juegos, dispone de una discoteca con espectáculos musicales en vivo. La isla de Porto Santo cuenta también con bares agradables y animados donde podrá iniciar una noche animada que acabará, ya de madrugada, en la zona lúdica de Penedo do Sono, un moderno conjunto de bares, restaurantes y discotecas.

D. Madeira Deportes 1. Golf La tradición del golf en esta isla se remonta a 1937, época en la que los ingleses Miles, Leacock y Blandy construyeron el primer campo de golf de nueve hoyos. Ahora la isla cuenta con una oferta de alojamiento, ocio y bienestar que agradan a todos los golfistas. De igual manera, el Madeira Open es el más importante torneo de golf que anualmente se realiza en las islas de Madeira y está integrado en la PGA Europea. Los amantes de este deporte quedarán deslumbrados con el desafío de cada "hole" y el paisaje circundante con vistas del océano, de la bahía de Funchal, de la flora exótica o de los profundos valles. a) Club de Golf Santo da Serra El Club de Golf Santo da Serra, anfitrión del Open de la Isla de Madeira, está considerado como uno de los más espectaculares campos de Golf de Europa, con vistas increíbles a las montañas y al mar. Fue el primer campo construido en Madeira en 1937 y está situado en la aldea pintoresca de Santo António da Serra, en la zona este de la isla. Robert Trent Jones Senior diseñó 18 hoyos que fueron inaugurados en 1991, y volvió a diseñar los 9 hoyos iniciales que se inauguraron en 1998. Hoy día, este campo cuenta con 27 hoyos disponibles para jugar, todos caracterizados por generosos "fairways" y "greens" y una elección de posiciones de los tees, que favorecen todas las habilidades. Compruebe sus resultados en comparación con los mejores jugadores de Europa.

21


b) Palheiro Golf Junto a los exóticos jardines de la Quinta do Palheiro, este campo de golf proporciona vistas fabulosas sobre la bahía de Funchal, el mar y las Islas Desertas. Este campo de golf de 18 hoyos, con una extensión superior a 6000m, fue diseñado en 1993 por Cabell Robinson, y está muy bien integrado en la bonita área de parque de la Quinta do Palheiro Ferreiro. Resulta memorable por sus rápidos "greens" y por el perfecto encuadramiento de sus árboles, que antiguamente cubrían las montañas. El campo es un desafío que vale la pena para todos los niveles y handicap.

c) Porto Santo Golf Descubra en Porto Santo un nuevo campo de golf que le proporcionará desafíos únicos en golpes con vistas soberbias. Rodeado por un paisaje sereno y envuelto por la brisa del mar, el campo de golf de Porto Santo posee las condiciones ideales para jugar al golf durante todo el año. Proyectado por el campeón español Severiano Ballesteros, se encuentra ya en pleno funcionamiento ofreciendo dos recorridos de 9 hoyos cada uno, con par 72, más 9 de par 3, “Pitch and Put”. Ocupa un área que se extiende desde las inmediaciones de la capilla de San Pedro hasta la zona de las Marinhas, ofreciendo a los jugadores vistas espectaculares sobre las costas Sur y Norte de la isla. La opción por un campo de 9 hoyos “Pitch and Put” posibilita recorridos con una duración de cerca de una hora y media, y un tipo de juego que será fundamental para los turistas que quieran iniciarse en esta modalidad deportiva durante sus vacaciones. La segunda fase incluirá otro campo de 18 hoyos, teniendo así la isla Dorada el mayor campo de golf de la región. 2. Activo – Aventura a) Trekking: La levadas, el paraíso de los caminantes Las “levadas” son cursos de agua alrededor de las montañas, construidos por el hombre al inicio de la colonización para llevar agua a los terrenos agrícolas más inaccesibles. Hoy en día constituyen uno de los mayores atractivos turísticos de Madeira. En total son más de 200 las “levadas” que atraviesan las masas basálticas de la isla y que conducen al caminante a un mundo natural único. A lo largo de estos cursos de agua encontrará especies de fauna y flora raras en el mundo pertenecientes al Bosque Laurisilva de Madeira,

22


bosque reliquia distinguido como Patrimonio Natural Mundial. Podrá entonces observar aves como el palomo torcaz (Columba trocaz), el petrel de Madeira (Peterodroma Madeira), el pinzón de Madeira (Fringila coelebs maderensis) y el reyezuelo listado de Madeira (Regulus ignicapillus maderensis) y árboles como el til (Ocotea foetens), el laurel (Laurus azorica) o el viñátigo (Persea indica), además de muchos otros arbustos, plantas y musgos únicos en el mundo. Entre las levadas más bonitas del archipiélago, destacan las caminatas por Rabaçal (recorrido de 5Km de una duración 3 a 4 horas partiendo de Funchal en dirección a Paul da Serra) y las Queimadas (recorrido de cerca de 12km de una duración de 5 a 6 horas). De igual manera, el Ribeiro Frio – El Mirador de los Balcones cuenta con unas vistas fantásticas: en ese paseo se encuentran varias localidades de interés turístico, como el sitio de Ribeira das Cales y el Chão da Lagoa, ambos pertenecientes al Parque Ecológico de Funchal, y los puntos más altos de la isla, el Pico Ruivo (1862 m) y el Pico do Arriero (1810 m). A medio camino entre Monte y Poiso se encuentra en el Pico Alto, en la zona de Ribeira das Cales, un excelente mirador sobre la ciudad de Funchal. La mayoría de los recorridos son accesibles existiendo, no obstante, varios grados de dificultad, por lo que se recomienda la compra de programas organizados por las agencias de viajes o por las empresas de animación turística, las cuales organizan paseos a pie debidamente acompañados por guías de montaña, así como la utilización del equipamiento adecuado. Finalmente, use calzado adecuado y no se olvide de llevar un jersey cuando tenga que visitar lugares localizados a cerca de 1000 metros de altitud, donde la temperatura media es 6ºC más baja que en el litoral Sur. b) Escalada, rappel, slide y descenso de cañones El origen volcánico de la isla de Madeira y su accidentada orografía posibilita momentos de aventura en contacto directo con la naturaleza. Intentar conquistar las imponentes montañas que nacen al borde del mar será una experiencia inolvidable. Existen muchas zonas en la isla para la práctica de estas actividades, a la vez que empresas profesionales que se dedican a alquilar material, ofrecer clases teóricas, guías de expertos y toda clase de servicios para que la aventura sea lo más segura posible. Las zonas preferidas para los amantes de la escalada son la cordillera central de la isla, los acantilados marinos y algunas pareces rocosas de la costa norte. Los amantes del descenso de cañones podrán igualmente adentrarse en las innumerables zonas húmedas de la isla y disfrutar de sus barrancos. c) Pruebas de orientación Madeira disfruta de una peculiar orografía y una diversidad de terrenos y riqueza paisajística que hacen que el destino tenga un ambiente único que puede llegar a desafiar a los más entusiastas de las pruebas de orientación. En los últimos años se ha apostado en la isla por esta clase de actividades en donde el participante tiene que desarrollar, a través de pistas y pruebas, su

23


sentido de la orientación. Todo ello rodeado de una naturaleza sin igual que hace las delicias de todos los participantes. d) BIT: El camino en bicicleta En bicicleta podrás realizar rutas que te llevarán a descubrir leyendas ocultas de la isla. Conocer Madeira en bicicleta es una de las múltiples posibilidades de acercarte a la naturaleza, los valles y el encanto paisajístico de la isla. En Porto Santo también se puede alquilar bicicletas de montaña y recorrer el camino que bordea el mar donde se puede divisar y disfrutar con la costa de esta isla. Las empresas suelen ofrecer guías especializadas, asistencia durante la ruta, visitas, rutas a medida para grupos y en general todos aquellos servicios que harán de la dura ruta un agradable momento. e) Ala delta y parapente Con un mínimo de 330 días al año con posibilidad de volar en parapente, Madeira se presenta como uno de los mejores lugares del mundo donde practicar este deporte, que cada día gana más adeptos. Pico da Cruz, Miradouro da Madalena, Porto da Cruz y Prazeres son algunos de los lugares en donde practicar este deporte. También hay un aeroclub en Funchal, en donde existen varias empresas especializadas así como en Calheta. f) Excursión en todo terreno y quad Descubra la isla de Madeira en vehículos 4x4 y disfrute de entornos únicos, rodeados de bosques, montañas y por sus precipicios. Las sensaciones vividas con la superación de obstáculos naturales, para alcanzar lugares poco frecuentados y de difícil acceso, constituye una experiencia inolvidable. Para conocer todos los rincones de la isla de Porto Santo, lo mejor es el jeep o la moto de cuatro ruedas, que permiten acceder a ligares tan diferentes como el Pico y la Cantera de Ana Ferreira (donde se ven rocas alineadas en columnas prismáticas), la zona de los viñedos de arena, la zona de dunas y los 9km de extensión de playa a lo largo de la costa sur. g) Paseos en teleférico Los dos teleféricos de explotación turística existentes en Funchal permiten realizar un programa de medio día por las laderas verdes del sur de la isla, y dan a conocer algunos de sus parajes más bellos y recónditos. El teleférico localizado en la zona vieja de la ciudad une Funchal con Monte en cerca de 15 minutos. Con un total de 41 cabinas de 8 plazas cada una, este medio de transporte proporciona espectaculares vistas sobre la bahía y los valles de Funchal. De igual manera, desde septiembre de 2005, el Teleférico do Jardim Botânico une esta grande atracción turística con Monte en cerca de 14 minutos y cuenta con 12 cabinas de 8 plazas cada una. h) Excursiones a caballo En la isla de Madeira o Porto Santo, se puede disfrutar en plena naturaleza de un paisaje de ensueño realizando una ruta guiada a caballo acompañado por profesores titulados. Las excursiones pueden presentar diferentes grados de dificultad dependiendo del nivel de los participantes, por lo que los centros hípicos existentes y las empresas especializadas atienden tanto a principiantes como a jinetes expertos.

24


3. Deportes náuticos a)

Excursionismo subacuático

Centros de inmersiones, escuelas y bautizos, snorkeling o inmersiones nocturnas son unas de las numerosas opciones de submarinismo disponibles en Madeira. Múltiples empresas ofrecen cursos para principiantes con los mejores monitores y un programa de submarinismo en distintos lugares de la isla. En Porto Santo se encuentra el Centro de Submarinismo que está abierto durante todo el año con salidas diarias hacia varios puntos, entre ellos la zona sur de Porto de Abrigo en donde se encuentra sumergido, desde 2000m, el navío “Madeirense” que conectó las islas de Madeira y Porto Santo durante décadas. En la isla de Madeira los mejores lugares para la práctica del submarinismo se sitúan en Ponta de Garajau y en Sitio da Rocha do Navio, ambos en plena área de la Reserva Natural, en la costa sur y norte de la isla. b)

Ruta en moto de agua y ski acuático

Las motos de agua y el ski acuático son unos de los grandes placeres que se pueden experimentar tanto en Madeira como en Porto Santo, donde se encuentran empresas que proponen todo el material necesario para disfrutar de la potencia de las máquinas en las cristalinas aguas. Cabe destacar que la temperatura del agua del archipiélago se mantiene muy agradable tanto en verano como en invierno. c)

Pesca de altura y deportiva

Madeira es uno de los mejores lugares del mundo para practicar estos deportes. El Blue Marlin (pez espada azul) llega a las cálidas aguas del archipiélago a mitad de junio y no las deja hasta bien entrado el mes de septiembre. En Madeira existen empresas especializadas en barcos de pesca deportiva que ofrecen salidas de cuatro a ocho horas para grupos de hasta ocho personas. La experimentada tripulación es conocedora de los lugares en donde mejor realizar esta práctica tan deseada. Además, en los últimos años se ha visto también aumentada la cantidad de avistamientos de delfines y ballenas. Por otro lado, se sugiere en plena montaña la pesca de la trucha, criada en viveros destinados a la repoblación de los ríos de Madeira. El lugar idóneo se encuentra al lado de Ribeiro Frio. d)

Paseos en barcos

Conozca Madeira desde una nueva perspectiva. El panorama de la costa visto desde el mar favorece la belleza de esta encantadora isla. Podrá también programar un paseo hasta las Islas Desiertas para conocer el refugio atlántico de la Foca Monje (Monachus Monachus), también conocida por Foca Fraile o Lobo Marino, u observar otras especies de la fauna marina como delfines y ballenas.

25


IV.

MI: Meetings Industry

La tradición de una cálida acogida, la alegría y simpatía de su pueblo, la extraordinaria belleza de sus paisajes unidas a las múltiples actividades sociales, deportivas y culturales proporcionan en Madeira, en cualquier momento del año, un ambiente propicio para la celebración de eventos de diversa naturaleza. Situado a 1H30 de vuelo de Lisboa, el archipiélago se beneficia de una localización geográfica estratégica, entre Europa y América, y dispone de una gran variedad de conexiones aéreas con Europa y algunas con el resto del mundo. Madeira es el lugar ideal para el debate de ideas en congresos o, simplemente, para una reunión de trabajo. Las modernas y versátiles infraestructuras y la excelencia de servicios de telecomunicaciones, con conexiones vía satélite directas y automáticas con todo el mundo, unidas a la calidad ambiental que aquí se vive, incentivan la creatividad y propician el conocimiento. Por otro lado, si su equipo de trabajo está desmotivado, si sus colaboradores necesitan un shot de adrenalina o si únicamente quiere agradecerles su desempeño de una manera original, en Madeira encontrará la solución ideal. Entre variadísimos programas de incentivos, tranquilos paseos con paisajes que cortan la respiración y estimulantes desafíos en los imponentes picos de la isla, se encuentra el tónico que precisa. Las alternativas son numerosas: actividades deportivas al aire libre como golf, paseos a pie, hípica, ala delta, pesca deportiva, buceo y muchas otras, un simple paseo en barco o una vuelta por la isla para conocer las tradicionales aldeas y villas son algunas agradables propuestas. Pasear por Funchal y por sus características y antiguas calles, descubrir la deliciosa gastronomía local o la artesanía de tradición secular, visitar uno de sus muchos museos o relajarse en una terraza con vistas al mar, constituyen agradables complementos para su viaje de negocios. De igual manera, cabe destacar que el archipiélago de Madeira constituye uno de los lugares más seguros del mundo. Siempre que tenga presentes las precauciones mínimas exigidas por el sentido común en cualquier parte del mundo, es poco probable que aquí encuentre algún problema. Finalmente, en la preparación de cualquier evento en Madeira, se recomienda consultar a un agente de viajes con sede en la región para colaborar en su organización, ya sea una conferencia, un workshop, una exposición o un evento deportivo.

A. CIFEC - Madeira Tecnopolo El Centro Internacional de Ferias y Congresos de Madeira presenta un amplio conjunto de soluciones para la realización de eventos en el área de negocios. Este moderno complejo posee dos auditorios para 750 y 340 personas, con cabinas de traducción simultánea, seis salas de conferencias con paredes móviles y con capacidad hasta 400 personas, palco multifunciones y un sofisticado sistema de telecomunicaciones. El Centro Internacional de Ferias y Congresos dispone además de un área para exposiciones con cerca de 5.000 m2. La complementación de las dos áreas contiguas -Centro de Congresos y Centro de Ferias- así como la diversidad de equipamientos y servicios disponibles, de los que destacan de forma especial la videoconferencia y el circuito interno de televisión, cubren las diferentes necesidades en un sector tan específico como es el de ferias, congresos e incentivos.

26


B. Palacete de Lugar de Baixo El recuperado Palacete de Lugar de Baixo, localizado en el concejo de Ponta do Sol, constituye un importante ejemplar del patrimonio arquitectónico del Archipiélago de Madeira que a todos gusta por su estilo romántico y por su entorno natural. El Palacete y la capilla anexa, localizados en la ladera de Lugar de Baixo, fueron construidos a finales del siglo XIX. La residencia, entonces conocida por el Palacete dos Zinos, fue utilizada por el estado como escuela práctica elemental de agricultura de Madeira, habiendo acogido también una escuela primaria hasta 1976. Pero este edificio, tutelado por Ponta do Oeste (Sociedad de Promoción y Desarrollo de la Zona Oeste de Madeira), funciona también como empresa de servicios que posibilita el alquiler de sus espacios a entidades interesadas en programar diferentes eventos. Para ello, el Palacete de Lugar de Baixo dispone de cuatro salas de reuniones y agradables áreas de trabajo distribuidas en tres pisos, que totalizan un área útil de 806,70m2, con condiciones técnicas que permiten organizar reuniones, conferencias, workshops, exposiciones, fiestas y muchos otros eventos de forma eficiente y confortable. Este magnífico espacio posee también un patio exterior con un área útil de 1.103m2, con vistas al Puerto de Recreo y a la laguna de Lugar de Baixo, pudiendo utilizarse como escenario de diversos eventos sociales, con la posibilidad de disponer de un servicio de catering para 300 personas.

C. Centro Cultural y de Congresos de Porto Santo Situado en el centro de la ciudad de Vila Baleira, el Centro Cultural y de Congresos de Porto Santo es una infraestructura moderna que permite la realización de congresos, espectáculos musicales y proyecciones de cine. Está equipado con los más modernos sistemas de proyección, sonido, vídeo y traducción simultánea, y reúne además todas las condiciones para presentaciones multimedia. Tiene como espacio principal un auditorio para 300 personas y presenta también un área de exposiciones, salas para presentaciones, reuniones y workshops, apoyadas por bares y recintos polivalentes preparados para dar servicio de cocktail y comidas. Posee también un área comercial y un aparcamiento subterráneo de 106 plazas.

D. Centro de Congresos de Madeira El Centro de Congresos de Madeira, localizado en Funchal, presenta una infraestructura que ofrece las más variadas posibilidades para la realización de congresos o eventos de diversa índole. Esta infraestructura se encuentra dotada de un auditorio con capacidad para 628 personas y de una sala de conferencias con capacidad para 450 personas. En ambas salas se encuentran instalados modernos equipamientos de apoyo para la realización de reuniones y congresos.

E. Madeira Story Centre El “Madeira Story Centre”, localizado en el centro histórico de Funchal junto al Teleférico que une Funchal con Monte, constituye un centro que presenta una completa panorámica de 14 millones de años de la historia de Madeira. Esta infraestructura ofrece además una terraza panorámica multifuncional, con un área de 150 m2 con capacidad para 220 personas de pie y 150 personas sentadas, lo que permite la realización de una amplia variedad de eventos en un magnífico ambiente. El “Madeira Story Centre” dispone también de servicios de catering, con una selección de menús para desayunos, coffee breaks, cocktails y cenas, así como

27


de un servicio de decoración del espacio de acuerdo con el tipo de evento pretendido y de un servicio de entretenimiento para animación del evento. Los interesados podrán acceder a una gran variedad de paquetes de alquiler, desde el alquiler exclusivo de la terraza al alquiler del espacio incluyendo la visita a la exposición, o la organización completa del evento.

F. Centro das Artes Casa das Mudas En la costa Este de Madeira, más concretamente en la freguesía de Calheta, se encuentra situado el Centro de Artes Casa das Mudas que presenta excelentes condiciones para la organización de congresos y eventos. El Centro de Artes Casa das Mudas dispone de un auditorio con capacidad para 220 personas, concebido y equipado para la realización de múltiples eventos, incluidos conciertos, cine, obras de teatro, congresos y reuniones, disponiendo de todas las condiciones técnicas para su realización. Localizado a cerca de 20 minutos de la ciudad de Funchal y con excelentes vías de acceso desde la capital, este centro constituye un lugar diferente y agradable para la realización de diversos eventos.

G. Fórum Machico El Fórum Machico es uno de los últimos centros de conferencia creados en el archipiélago, exactamente en el año 2005. Se encuentra situado en un sitio estratégico, puesto que además de estar ubicado a la orilla del mar en la bahía de Machico, está únicamente a 5km del aeropuerto. Ofrece todas las instalaciones y servicios necesarios para realizar un evento exitoso: su auditórium principal tiene un aforo de 283 personas, sus salas de cine pueden llegar a recibir 88 personas y su parking puede acoger 106 coches. El centro también cuenta con un restaurante con vistas al mar y un aforo de 150 personas.

V. Madeira en práctica A. Llegar a Madeira Vía Aérea Puede acceder a las islas de Madeira y de Porto Santo por vía aérea, sobre todo desde Madrid y Barcelona via Lisboa. Las conexiones diarias entre las ciudades de Lisboa y Funchal tienen una duración de 1h25m. Las conexiones entre las islas se realizan en unos 15 minutos. Hay dos aeropuertos en el archipiélago: el Aeropuerto Internacional de Madeira y el Aeropuerto de Porto Santo. Vía Marítima Frecuentemente visitados por cruceros, los puertos de Funchal y de Porto Santo sirven de punto de llegada a las islas y de punto de partida a otros destinos. Las

28


conexiones diarias entre las islas se realizan en cerca de 2h30 por un ferryboat que permite también el transporte de vehículos. Documentos Legales Si es visitante oriundo de la Unión Europea, como miembro del acuerdo de Shengen puede entrar libremente. Si no está integrado en este acuerdo, necesita un documento de identificación que, de acuerdo con las normativas portuguesas, será el pasaporte válido y, en algunos casos, un visado. Formalidades Aduaneras No hay límites relativos a la salida de artículos. Si transporta una cantidad que parezca excesiva a los funcionarios de aduana, se le podrá pedir que pruebe que los artículos transportados son para consumo personal. Vacunación y Prevenciones de Salud No necesita ninguna vacunación antes de su desplazamiento al Archipiélago. El servicio de urgencias en los hospitales públicos para los ciudadanos de la Unión Europea es gratuito y el servicio privado de asistencia médica se encuentra apto para los visitantes de otras nacionalidades.

B. Aeropuerto de Madeira El Aeropuerto Internacional de Madeira, localizado en la ciudad de Santa Cruz, es la principal puerta de entrada de la región, siendo utilizado regularmente por las principales compañías aéreas europeas. Conecta Madeira con todos los aeropuertos portugueses en cerca de 1h30, e con los principales aeropuertos del centro de Europa en poco más de 2 horas. Los vuelos a la isla de Porto Santo duran 15 minutos. El Aeropuerto de Madeira es la obra de mayor envergadura realizada en esta isla. Anteriormente denominado Aeropuerto de Funchal, ha pasado de los 1800 m iniciales a los actuales 2781 m de longitud. La parte nueva de la pista, construida parcialmente sobre el mar, es una obra imponente. Soportada por 180 pilares que constituyen un monumento de ingeniería, cada uno de ellos tiene un diámetro de 3 metros, alcanzando una altura máxima de 50 metros. El edificio principal, amplio y moderno, dispone de un puesto de información turística, una central de reservas de turismo de casas históricas, un puesto de correos, servicios de rent-a-car, agencias de viajes, cambio de moneda, restaurante, bares e varias tiendas. Tiene dos puntos de Netpoint para acceso a Internet gratis vía wireless (sin cables). El aeropuerto se localiza a cerca de 16km de la ciudad de Funchal, trayecto que se recorre en aproximadamente 15 minutos.

C. Puertos de Abrigo El Archipiélago de Madeira dispone de cuatro puertos de abrigo que permiten el atraque de navíos de pequeña, media o gran dimensión. Los puertos que se encuentran localizados en Funchal, en la costa norte de Madeira, en las localidades de Puerto Moniz y de Seixal, y en la “isla vecina” de Porto Santo, se enmarcan en escenarios de una gran belleza paisajística.

29


Puerto de Funchal El Puerto de Funchal se localiza a 15 minutos a pie del centro de la ciudad, en una magnífica bahía rodeada por el azul del mar y por el verde de las montañas circundantes. Durante décadas y hasta la II Guerra Mundial, Madeira fue lugar de paso de los grandes paquebotes oceánicos debido a su posición en el centro del Atlántico, constituyendo así un importante puerto de escala de las rutas entre Europa y los continentes africano y americano. Actualmente es muy numerosa la afluencia de cruceros al puerto de Funchal. El puerto de Funchal se encuentra integrado en los circuitos de cruceros que se realizan entre Madeira y los Archipiélagos de las Canarias y el Norte de África. Existen también algunas líneas de tráfico que operan desde el Mediterráneo Occidental o desde la franja atlántica de Europa, principalmente desde Lisboa. Funchal constituye también un importante puerto de escala de viajes transoceánicos, unidos al reposicionamiento anual de los navíos entre EE.UU. y Europa y viceversa. Puerto de Porto Moniz Porto Moniz, localizado en la costa norte de Madeira, presenta un agradable frente marítimo solicitado desde siempre por los turistas debido a sus piscinas naturales. El puerto de abrigo de Porto Moniz posee un muelle con una extensión de 120 metros, que incluye un helipuerto al que se le puede dar una orientación turística o ser utilizado como respuesta a una situación de emergencia. Puerto de Seixal Esta pequeña villa norteña presenta un pequeño puerto de abrigo que permite el atraque de buques de pesca y de pequeñas embarcaciones. En este puerto se encuentra instalado el Club Naval de Seixal que dispone de material para la práctica de actividades náuticas. Puerto de Machico En la bahía de la ciudad de Machico, localizada en la costa este de Madeira, se construyó un pequeño puerto de abrigo que permite acoger embarcaciones de pequeña y mediana dimensiones. Junto al mismo se encuentra una agradable promenade en la que se hallan diversas infraestructuras de entretenimiento y ocio. Puerto Comercial de Caniçal Este puerto, localizado en la costa este de Madeira, será en un futuro próximo la principal infraestructura de movimiento portuario para las cargas comerciales destinadas o generadas en la isla de Madeira. Además de la zona de contenedores, el puerto presenta un muelle de atraque de 400 metros de extensión, que permite el amarre simultáneo de tres barcos porta-contenedores y otro muelle de atraque de 271 metros de extensión, destinado al atraque de navíos graneleros y ro/ro.

30


Puerto de Porto Santo La isla de Porto Santo, localizada a unas 40 millas de la isla de Madeira, presenta un puerto de abrigo junto al Puerto de Recreo, que permite la escala de diferentes tipos de embarcaciones.

D. Informaciones genéricas Horarios y telefonía En Madeira podemos disfrutar de una hora más de día, puesto que ahí es una hora menos que en España. Además, Madeira tiene el TMG con horario de verano. Los relojes se adelantan una hora el último domingo de Marzo y se atrasan una hora el último domingo de Octubre, de acuerdo con las normas de la Unión Europea. El código de acceso internacional de Madeira es el +351 y para llamar al extranjero deberá marcar 00 seguido del código de acceso de cada país. Días festivos Días festivos locales, regionales y nacionales conmemorados en Madeira: 1 de enero (Día de Año Nuevo), 25 de abril (Día de la Libertad), 1 de mayo (Día del Trabajador), 10 de junio (Día de Camões y de Portugal), 1 de julio (Día de la Región Autónoma de Madeira), 15 de agosto (Asunción de Nuestra Señora), 5 de octubre (Implantación de la República), 1 de noviembre (Día de Todos los Santos), 1 de diciembre (Día de la Restauración de la Independencia), 8 de diciembre (Día de Nuestra Señora de la Concepción), 25 de diciembre (Día de Navidad). Los festivos religiosos, cuyas fechas son variables, también son respetados en todo el Archipiélago: Viernes Santo (marzo, abril), Martes de Carnaval (febrero) y Jueves de Corpus Christi (mayo o junio). Cada concejo tiene también su día festivo: Calheta (24 de junio), Câmara de Lobos (16 de octubre), Funchal (21 de agosto), Machico (9 de octubre), Ponta do Sol (8 de septiembre), Porto Moniz (22 de julio), Porto Santo (24 de junio), Ribeira Brava (29 de junio), Santa Cruz (15 de enero), Santana (25 de mayo), São Vicente (22 de enero). Cómo desplazarse En todo el archipiélago encontrará múltiples modalidades de transporte adecuadas a los diferentes tipos de desplazamiento. 

Rent-a-car

Si no quiere depender de horarios, la isla dispone de una amplia gama de empresas de alquiler de coches sin conductor. Para ello, podrá contactar con su agencia de viajes, los mostradores de alquiler de coches situados en el Aeropuerto Internacional de Madeira, las empresas de alquiler de coches o los servicios del hotel donde se instale.

31


Transportes Públicos

Si prefiere utilizar los transportes públicos, existen varias empresas de autobuses que, de una forma más económica, le pueden llevar hasta los puntos de mayor interés turístico. Todas estas empresas tienen sus terminales con sede en Funchal, por lo que son de fácil acceso. En los puestos de información turística podrá encontrar una Guía con los destinos de los autobuses y sus respectivos horarios. Igualmente, gran parte de las agencias de viajes realizan excursiones, en autobús propio, a los lugares de mayor interés turístico. 

Taxis

Los taxis están disponibles en los Aeropuertos de Madeira y de Porto Santo, en los principales hoteles y en varias calles y plazas de la ciudad de Funchal y de la ciudad de Vila Baleira. En Funchal la bajada de bandera es de 1,70 euros. Los días hábiles entre las 22:00 y las 07:00, y los sábados, domingos y festivos oficiales, el precio de la bajada de bandera es de 2,00 euros. Se cobrará un suplemento no superior al 50% sobre el equipaje que exceda de 30kg y mediante ajuste previo. En los restantes concejos encontrará taxis letra A (sin taxímetro) con un precio por kilómetro de 0,51 euros, con un mínimo a cobrar estipulado. 

Barcos

En el puerto de Funchal descubrirá varias embarcaciones de recreo, que realizan diversos recorridos turísticos a lo largo de la costa. Para desplazarse a la vecina isla de Porto Santo, podrá hacerlo en el ferryboat Lobo Marinho, que realiza viajes diarios (excepto los martes de los meses entre octubre y junio) y que también transporta coches.

E. Infraestructuras Alojamiento El visitante podrá elegir la quintaesencia de la ya centenaria red hotelera tradicional de 4 y 5 estrellas, u optar por otras opciones de alojamiento, unidades de menores dimensiones en zonas rurales que permiten un contacto más directo con la población y la naturaleza. En todos los establecimientos hoteleros, la hospitalidad, la atención personalizada, el buen gusto y la calidad son las características tradicionales y dominantes. Las agencias de viajes de Madeira son una buena alternativa para la reserva de alojamiento, ya que tienen profesionales especializados que podrán ayudar a preparar un programa de vacaciones completo y a medida. Comunicaciones Las Tecnologías de información y comunicación se encuentran ampliamente difundidas y desarrolladas en la Región. Se encuentra cabinas de teléfono público diseminadas por las principales calles de las mayores localidades. Algunas sólo aceptan tarjetas telefónicas que pueden adquirirse en cafés, estancos y en las oficinas de correos.

32


Electricidad y agua En la isla de Madeira el agua es abundante y toda es potable y de excelente calidad. En la isla de Porto Santo el agua está desalinizada y también puede consumirse sin problemas. La corriente eléctrica en el Archipiélago es de 220V. Bancos, correos y comercios Los bancos están abiertos de 08h30 a 15h00, de lunes a viernes. Las casas de cambio funcionan de 09h00 a 13h00 y de 14h00 a 19h00, todos los días, excepto los sábados en que están abiertas de 09h00 a 19h00. Fuera de este horario, los cambios se pueden hacer en los hoteles. Las principales oficinas de correos están situadas en el centro de Funchal, una en la Avenida Calouste Gulbenkian y la otra en la Avenida Gonçalves Zarco, y se llaman "Correios de Portugal". No obstante, pequeñas oficinas de correos se encuentran diseminadas por las diferentes localidades del archipiélago en las cuales se realizan recogidas diarias. Las tiendas están abiertas de 09h00 a 13h00, y de 15h00 a 19h00, de lunes a viernes. El sábado de 09h00 e 13h00. Algunos centros comerciales están abiertos todos los días de 10h00 a 22h00. Las principales tarjetas de crédito son aceptadas en la mayoría de los establecimientos comerciales, restaurantes y hoteles. Instalaciones hospitalarias Existen sesenta y siete centros de salud diseminados por la isla de Madeira y uno en Porto Santo. En Funchal existen dos hospitales públicos. Las farmacias funcionan de lunes a viernes entre las 09h00 y las 13h00 y de 15h00 a 19h00, los sábados entre las 9h00 y las 13h00. Fuera de este horario, encontrará en la puerta de cada farmacia indicaciones de aquellas que se encuentran de servicio permanente. Policía y seguridad Si necesita ayuda policial, llame al 112. Los servicios en Funchal poseen una oficina de Objetos Perdidos, situada en la Rua da Infância, 28 (Tel.:291 208200). Las islas de este archipiélago constituyen uno de los lugares más seguros del mundo para pasar sus vacaciones. Siempre que tenga presentes las precauciones mínimas exigidas por el sentido común en cualquier parte del mundo, es poco probable que aquí encuentre algún problema. La mayoría de los hoteles dispone de cajas de seguridad o lugares donde depositar sus objetos de valor. En caso de incendio llame a los Bomberos Municipales de Funchal (Tel.:291200930) o a los Bomberos Voluntarios Madeirenses (Tel.:291229115).

33

Dossier de Prensa Madeira (Español)  

Dossier de Prensa Madeira y Porto Santo

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you