Page 1


STAFF Editores

Anku Argentina Anku Ecuador Portada

Patricio Ponce Diseño Gráfico

Patricio Ponce Diseño y maquetación

Roger Espinosa Fundador

Carlos Cuenca Ludeña

Editorial

Dadaismo proyectado Se trata de lo que dibuja una proyecció factor aleatorio de la imagen que estam Eso nos dará en algunas veces un resul rio confronta siempre a los artistas pu gía. A modo de instrucciones: 1. Coloque u Proyecte sobre ellos imágenes preselec los momentos que usted se sienta emo las formas de la carne.

... hemos llegado a nuestra edición siet seguimos evolucionando con el objetiv crecimiento cultural en el día a día. ¿Lo la generan ustedes, quienes juzgan el t

Colaboradores

Andres Herrera Wilson Castillo Lorenzo Verdasco Byron Torres La revista es gratuita pero ello no conlleva que no se respeten los derechos de autor de los autores. Se prohibe la copia o extracción de fotografías, textos, ilustaciones, etc, sin la expresa autorización de la revista y sus autores. El contenido de la misma es responsabilidad de cada uno de los autores. This is a free maganize, but this does not mean copyrights are not respected. It is prohibited to copy or extract photos, text, illustrations, etc without the author(s) authorization. The content of this magazine is responsability of each author.

Invitamos a disfrutar de esta edición, ta


ón de una foto sobre un cuerpo, siempre y cuando dejemos actuar al mos proyectando. ltado que puede considerarse surrealista y dadaísta, en cuanto lo aleatouristas y disciplinados, o artistas cientificistas de la técnica y la metodolo-

uno o más cuerpos desnudos o semidesnudos en un cuarto oscuro 2. ccionadas mas no calculadas 3. Fotografie (sin flash) a dichos sujetos en ocionado por la sorpresa estética y caprichosa de la luz semiótica sobre

Andrés Herrera te junto a ustedes, nuestros queridos lectores, una edición siete donde vo de entregarles un producto más profesional y necesario para nuestro o habremos logrado? No lo sabemos, pues esta percepción positiva o no, trabajo que realizamos....

anto como nosotros hemos disfrutado hacerla...... Hasta la próxima

3


4


Contenidos Antonio Squillaro Escultura

Vlado Vesselinov Escultura

Carlos Sánchez Pintura

Doina Vieru Pintura

Edwin Lluco Pintura

Emanuel R. Marques Arte digital

Francisco Villarroel Pintura

Hernan Pacurucu C. Curaduría

Israel Cambal

Ilustración - Pintura

Jorge Merino Pintura

Juan Vera Espinosa Fotografía

Jvlio Londoño Escultura

Enrique Baena (la cara roja) Arte digital

Luciano Berger Arte digital

Mayra y Dulce Hernández Pintura

Paulo Frade Pintura

Sergio Carlos Spinelli Pintura

María A. Martínez Cuento

5


Wilson Castillo Ensayo Loja / Ecuador wilsonr.castillo@facebook.com www.facebook.com/wilsonr.castillo

6


Ensayo Dos fuerzas que intervienen en la creación literaria. (Pequeño epistolario para un escritor novel)

Wilson R. Castillo T.

La vida del escritor o escritora ha de ser solitaria, y él o ella misma ha de convertirse en un ser abstraído de la realidad más próxima, a unos cuantos metros que lo separan de su mesa de trabajo, donde pueden construirse o destruirse mundos, levantarse edificaciones y permitir la evolución de la civilización o hacerla retroceder hasta sus costados más déspotas y barbáricos. Mucho influye el estado de ánimo de quien escribe, unos días podemos estar tan estrepitosamente románticos como los versos de Béquer (que para mí son en su mayoría de procedencia lejana a la ternura, y a quien leo más bien como un extremista sentimental) y otros serán más enrevesados y caerán en el pozo de las palabras hondas, como las de Kierkegaard. ¿Ud. se preguntará qué tiene que ver Gustavo Adolfo Béquer y Soren Kierkegaard en un ensayo sobre el hecho de escribir? Si me permite unos cuantos minutos, haré mi mayor esfuerzo por fundamentar mi reflexión. A lo largo de estos años en este incomprendido oficio de escritor, he percibido que aquella voz natural y madura que se desprende de uno, luego de engrosar esa vocecilla pedante cuando uno empieza a borronear sus primeras torpezas, esa voz chillona que precisamente aúlla para llamar la atención y que siempre sugiero a jóvenes escritores que la oculten por vergüenza propia. Luego de esto y de muchos años y tropiezos, cuando su voz se ha afinado y madurado, aparece un timbre personal, propio (para bien o para mal), y eso sí gratamente reconocible por el orden acomodaticio y seguro de las palabras e 7


ideas que uno utiliza en la libertad o libertinaje que se permite en su concepto de límites literarios. En este momento es cuando descubrirá asombrado que se encuentra en una lucha constante por la armonía de dos fuerzas que intervienen en el proceso de escribir.

La primera, que es la natural intención de mostrar sencillez en lo que se escribe y en segundo lugar, la búsqueda de profundidad en lo que se dice. He aquí el quid del asunto de la creación literaria actual. O se abusa de cualquiera de estos dos elementos: por un lado lo que se escribe parece proceder de un elemental proceso de análisis, 8


Ensayo

parecido a entender que una alarma suena para llamar la atención, o que el día puede volverse noche con un eclipse; o pasar al otro polo y volverse incomprensible, en los diferentes grados que conlleva la incomprensión, a saber: ser incomprensible para quienes no poseen vocabulario del tipo que se requiera, incomprensible para otros incomprensibles, incomprensible para comprensibles y finalmente incomprensible para sí mismo. Caso aparentemente rarísimo, pero muy común para mí, en el pueblo donde vivo.

Entonces el equilibrio de estas dos fuerzas requiere una paz interna como escritor y no me refiero a un estado del espíritu que lo 9


mantenga adormilado ya que en él puede suceder la carnicería más sangrienta y producir literatura. No. Me refiero a la paz en la que, por una virtud común entre escritores natos, se permite la unión de estas dos materias de forma natural consintiendo su fluidez, como un alumbramiento sin coacción. Una aparición tan honesta como la palabra que no se oculta y aparece hasta en las paredes de nuestra habitación. Así de genuina y agradablemente oscura debe ser, o mejor dicho es, cuando Ud. ha permitido que su voz se complete, que tenga un proceso, que encuentre su timbre original y sincero.

Por cierto que el hecho de ser sencillo no implica limitaciones de lenguaje, pues hasta el aparentemente indescifrable escritor, puede llevarnos a sus honduras intelectuales narrándonos una historia contada como si fuéramos niños pequeños y utilizar cada palabra como instrumento quirúrgico adecuado para hacer las incisiones necesarias. Incisiones para sanar, rectificar o trasplantar, entiéndase esto en el mejor de los sentidos. Ser profundo como he dicho, no significa los distintos grados de incomprensión, del sofisma. Se accede

10


Ensayo a esta profundidad a través de las ideas que van más allá de una reflexión superficial sobre el acontecimiento diario o semanal. Este hecho traspasa, muchas veces cuestiones de tiempo y no caducan, o por alguna extraña razón, tienen sentido para nosotros y se vuelven una revelación.

Finalmente, pienso que uno no debe olvidarse de su condición humana, de tener la capacidad de mirar con el mismo cuestionamiento lugares y personas tanto propias como ajenas. Ironizarse a sí mismo como un ejercicio saludable de humor. Utilizar estas dos fuerzas a la par y equilibrarlas, para no escribir panegíricos ni hablar con insolencia como si tuviéramos la verdad. Pues en todo caso, existen distintas verdades y opiniones sujetas siempre a un público anónimo que lo lee y que Ud. no debe olvidar. Hoy mientras leía un artículo de Andrés Villalba, encontré esta frase: “Hay animales que lloran cuando te pienso…” No pienso que pueda haber un mejor ejemplo final para este artículo…

11


12


13


Juan Diego Vera FotografĂ­a Ecuador chance_sillo@hotmail.com www.facebook.com/Didgiridoozero

14


15


16


17


18


19


20


21


22


23


Sergio Carlos Spinelli Arte digital Argentina sergiocarlosspinelli@facebook.com http://www.sergiospinelli.com.ar

24


25


26


27


28


29


30


31


32


33


Enrique Baena (La cara roja) Arte digital Espa単a lacararoja@facebook.com http://lacararoj.blogspot.com/

34


35


36


37


38


39


40


41


42


43


Bebedor de Huanchaca “Soy bebedor de huanchaca, a mucha honra” Algún borracho de Olón o quizás yo Media hora demoré en Olón en hacerme amigo de todos los borrachines de eseentrañable pueblito de la costa ecuatoriana, no conocido por el turismo avistador de ballena ni por ese otro turismo avivador de gringos drogos. Media hora y ya bebíamos huanchaca con el Cholo Jara, el Chileno Iván, elCabecita, el Profe, el Manaba, Pajarito, el Discípulo Miguel y los demás que igual son amigos míos pero de ellos no recuerdo los nombres porque me los presentaron cuando ya quedaba un culito en la botella (a diferencia de los que nombrado, que fueron los que me 44


EL Productor Maldito

Andres Herrera Antropología - Fotografía Tucuman - Argentina andresherrera78@facebook.com anku.com.ar

dijeron sus nombres al principio, ni bien descorchábamos la primera). Media hora en Olón y ya había yo de comprometer a un grupo de ankus malukos adar talleres y espectáculos para el pueblo. ///La Huanchaca es una bebida del tipo “aguardiente” hecha con la primera destilaciónde alcohol de la caña de azúcar, que sería la más densa digamos./// Media hora y un rato más ya me entrometía yo en la política municipal del pueblo y el Iván queinsistía que se venía una buena oportunidad para conseguir un billete con la inminentevisita de un miembro del cabildo. Un rato luego oíamos las bravuconadas de un pendejo que se hacía el sicario barato y queel manaba ya quería ensartarlo por bocón 45


46


EL Productor Maldito con su faca de cortar chanchos, porque el manabasi que había mandado a enterrar a uno, en pelea de desamor, pero que ya se había arrepentido. ///En la parte andina del Ecuador a la huanchaca le llaman “punta” y con ella seprepara una bebida dulzona llamada “canelazo” hecha con jugo de naranjillas y nada de canela, aunque el nombre lo contradiga./// Un par de horas y estábamos ya comiendo en el boliche de Pajarito que nos atendíaen pantalones, medias y camiseta de fútbol, y que buena era la comida que nos preparabasu mujer. Ceviches, arena, huanchaca, y viento cortados con conversaciones sobre filosofía, política yfútbol sudamericano. ///Meses después, con Fidel y Grand Ju, dos amigos de La Llave Francesa, en Quito, rapeamos una vez “La canción del Canelazo” pero se nos olvido escribirla porque tabamos borrachos/// Por la huanchaca también me 47


conseguí una compañerita de 18 años que nos armaba cigarros y escuchabacon nostalgia ajena nuestras historias huanchaqueras. Con la huanchaca aprendí también a trabajar como el Dj del pueblo, no sin hacer bailar al Cholo Jara y a otrosborrachos más a quienes vi borrosos. El manaba solía decir que era costumbre de su tierra que cuando alguien no quería mas huanchaca tenía que hacerel “rito del acatamiento”, que consiste en aceptar el vaso o tapita llena y hacer un gesto de beber, llegando amojar los labios sin abrir la boca, y luego hacer una venia o reverencia de brindis con el compañero que le haservido el trago. ///En Ecuador, ya no se puede beber huanchaca ni ninguna bebida alcohólica los domingos, por prohibición estatal,porque dicen que trae muchas peleas/// Y esas tardes en que yo meditaba en la hamaca de la Casa Anku de Olón y los muchachos del Club de la Huanchacame venían a buscar. Y esas noches de cocinar a las brasas con mis cumpas mientras discutíamos y teorizábamos acciones y montajes artísticos futuros,mientras los socios del Club de la Huanchaca bebían en alguna esquina o todas, prendiendo un bareto, transformandoalguna lágrima en moco recordando alguna mujer que los rechazaba por borrachos, mientras el viento les soplaba los cabellos escasos que les iban quedando en sus frentes curtidas por la sal y la transpiración de la huanchaca. Andrés Herrera Bitácora Sudamericana Sept 2010 48


EL Productor Maldito

49


María Avelina Martínez Cuento Ecuador http://facebook.com/mariaveml http://birdinmc.blogspot.com/

Las muertes de Uno Tomó su espada, la sangre goteaba aun de ella delatando muerte, miles de muertes perdidas entre los rostros que quedaban entregados a una victoria, a una tregua. El guerrero alzo su espada, la llevo ante su imagen con la intención de mirarse en ella, pero lo único que pudo ver fue la sangre mezclada con la tierra y la ceniza que se interponía entre él y su reflejo. Sus ojos se alzaron hacia el cielo que empezaba ya a oscurecer y luego se abrió paso entre los restos de aquella guerra al tiempo en que envainaba su espada, no sin antes limpiarla torpemente más por amor a la costumbre que por cuidado. Su paso era más bien sereno, su mente parecía haber caído en una especie de calma, no sentía nada, todos aquellos sonidos que le rodeaban y hacían estremecerse a sus hermanos guerreros parecían no molestarlo en absoluto, su rostro no tenía expresión alguna, sus ojos 50


parecían mirar algún punto fijo en el horizonte mas no miraban nada, no reflejaban nada. El aire estaba cargado con un fuerte olor a tierra húmeda, a humo y combustión, a cuero y madera quemada, a sangre y a pólvora, los árboles que bordeaban el campo parecían retener el eco de los gritos de auxilio de los heridos, el llamado desesperado de los moribundos, era el eco de la orquesta más perversa que el hombre puede crear, el de la matanza. El guerrero no buscaba sobrevivientes, sus compañeros se encargarían de eso y de asegurarse que el bando perdedor quede rendido ante la muerte y ante aquellos que la entregaban, dándoles el lugar de vencedores cargados con miles de pérdidas, realmente no parecía buscar nada, siguió caminado y se miró las manos, a pesar de todo, no estaban tan heridas como él pensaba, al menos, no había dolor, sabía que la sangre que las cubría no era la suya, sus manos luego fueron a su rostro intentando retirar el hollín y la tierra que lo cubría, siempre andando, siempre estoico 51


pero consciente de los olores, de los sonidos, incluso del sabor de la sangre en sus propios labios, sin dejar de mirar aquel punto imaginario que parecía haberse trazado inconscientemente como con miedo a engañar a su propio estoicismo. Un momento y todo había terminado, volvió a alzar sus ojos al cielo hasta el momento en que la calma de su cuerpo pareció apoderarse de sus oídos, la perversa sinfonía pareció haber terminado drásticamente, como aquel silencio antes de la tormenta, ese terrible y temible silencio que siempre se antepone a las más dramáticas calamidades, la calma que provoca miedo. Lentamente, como comprendiendo que algo inesperado ocurriría, bajo su mirada, primero a su punto imaginario en el horizonte, y luego, hacia abajo, a los cuerpos inertes. Miro a uno, luego a otro y a un tercero, cada vez con más rapidez, con más temor, y luego miro en torno suyo, el pánico se apodero de su antes impasible rostro, sus ojos antes vacíos reflejaron la profundidad del más intenso terror, era la 52


expresión de cuando uno se da cuenta que la pesadilla de la cual quiere despertar, es en verdad la realidad desde la cual sonamos aquella realidad alterna, todos los rostros en los cuales sus ojos se posaban eran el suyo, tenían sus rasgos, eran su propio reflejo, cada cadáver, cada enemigo caído tenía su cara, miles de expresiones, miles de muertes distintas y su solo rostro dibujado, el suyo. Sus manos tomaron su cabeza, como tratando de quitarse de encima aquella terrible visión, luego cubrió con sus manos su rostro y grito con todas sus fuerzas, con toda desesperanza y desesperación tan fuerte como su voz se lo permitía a la vez que pensaba si la voz con la cual gritaba, era acaso la suya.

53


Paulo Frade Pintura Brasil galeriapaulofrade@gmail.com http://www.paulofrade.com.br

54


55


56


57


58


59


60


61


62


63


Jvlio Londo単o Escultura Colombia www.jvliolondono.com info@jvliolondono.com

64


65


66


67


68


69


70


71


72


73


74


Publicidad

75


Lorenzo Verdasco Narrativa Erótica Argentina lorenzo.verdasco@facebook.com https://www.facebook.com/lorenzo.verdasco

OBESOS EN LA NIEBLA Oh, besos en la niebla! Del poema de Lorena Ozverd Cos I Yo era un araño. Me gustaba la témpera. Esta sustancia engorda a las arañas y nos hace mal. Pero es como una droga. En esa pieza había un caos de caballetes de madera. El artista plástico llegó esa noche con una rubia. Ya la tenía desnuda contra el colchón. Yo me acerco para tomar de un pomo de témpera celeste. La rubia cabalgaba sobre el tipo y producía con la boca un sonido que para los araños es muy desagradable. Cuando de pronto me ve: mezcla rara de penúltimo linyera y de primer polizonte en viaje a Venus. Pegó un grito que la 76


Narrativa Erótica

escucharon hasta en la provincia de Cundinamarca. II El tipo se levantó, cazó una escoba y me entró a perseguir. Me metí debajo de los caballetes y el tipo, hecho una furia, hacía mierda todo lo que encontraba a su paso. Todo su objetivo era aniquilarme. Después se fue la rubia. Ya, solo, más tranquilo me desató una guerra química sin cuartel por días y días. Fue para mí una verdadera ofensa que me tirara veneno para cucarachas. Pero, bueno, opté por huir “no sea que me termine haciendo mal”. III Una noche me cruzo con un araño que caminaba en sentido contrario al mío. Le cuento mi desgracia. “Tenés que dejar tu adicción a la 77


témpera, un día de estos te pisa un humano, y se te acaba la historia. Vení, yo tengo un grupo: vos necesitás ayuda. IV En el grupo nos reuníamos para dejar la témpera. La opción era acudir a baldíos, donde el humano no domina, y allí comer verduritas u otras cosas sanas para mantener la línea y la salud, y no complicarnos en la violencia del mundo. V Al principio la cosa iba bien. Era feliz. Por meses no le vi la cara a un humano y, por supuesto, no consumía témpera. El problema era que me aburría, y noté que en el grupo era yo el único araño. Mi compañero, el que me invitó, había vuelto a las andadas. Las demás eran arañas amas de casa, madres de varios hijos. Ellas tenían otra problemática, siempre pendientes del marido y los hijos. Yo era el único araño y me aburría, no podía opinar nada. Por ejemplo una araña decía: Me acuerdo cuando tuve la nena, me tuvieron que hacer cesaria. Ah, no, yo a Hermenegildo lo tuve de forma natural, comentaba otra. Yo, en cambio era un araño soltero que nuca había tenido hijos y no me importaban todas esas cuestiones de cómo había que lipiarle el culito a la criatura después que hacía popó. Además ¿qué demonios tenía que ver el culito de la criatura con mi adicción a la témpera y a la comida chatarra? “Con razón no vienen varones acá, les dije un día ya podrido, para conversar con ustedes hay que haber estado embarazado”. VI Otro araño me contó de un grupo donde eran todas arañas universitarias. “La semana que viene rindo la última, y soy escribana”. Así eran todos los comentarios. “Uhhhh, yo tengo el examen encima y no entrené nada” (era de Educación física). Como el araño no se 78


Narrativa Er贸tica

79


Ilustración

Illustration

había recibido de nada, sino que atendía una verdulería, no entraba al grupo: iba, se pesaba y desaparecía. Por otro lado estas tipas eran todas flacas y no tenían problemas con la témpera, habían ido a los grupos incentivadas por el programa de Claudio María Domínguez, nada más. El araño verdulero, en cambio, tenía un abdomen que le rozaba el suelo y las ocho patas le quedaban re cortas. Se trataba de problemáticas muy distintas. VII Supe de otro araño que había caído en un grupo de arañas lesbianas. Se sentía ignorado. Su dignidad masculina mancillada. Las arañas charlaban como si él no existiera. Para peor, un día cayó con unas copas de más y empezó a hablar inconveniencias. “Ustedes creen que yo soy puto, pero eso no es verdad, aquí están mis huevos”, dijo el araño y, con dos de sus ocho patas, se bajó el cierre y enseñó los genitales. Las chicas detuvieron su charla, un silencio jocoso acompañó el hecho. Hasta que una dejó caer como 80


Narrativa Erótica al pasar: “Pero eso no prueba nada” “Todos los putos tiene también huevos y pene”. El araño se encontró en una situación horrible: sin salida, sin tener qué decir. A otra araña se le ocurrió agregar: “El pene no nos dice nada, Papito, mejor, date vuelta, bajate los calzones, y mostranos el orto.”. “Vamos a ver qué apertura tiene”. El araño no lo pudo soportar, era demasiado: se alejó corriendo, llorando como una araña. Por cierto, no como una araña del grupo de lesbianas. VIII Hasta que nuestro araño, el protagonista del sueño de hoy, se incorporó a un grupo de araños. La cosa fue perfecta, porque ahora podía hablar con los otros de su soledad de araño. De la vez que se masturbó mirando la foto de una araña lampiña. De la araña albina de la que estaba enamorado pero ya no quería saber nada de él. Y con el tiempo dejó definitivamente el consumo de témpera. Vino el verano y nuestro araño empezó a usar manga corta. Y esta fue su perdición porque los otros araños le vieron el tatuaje del CHE Guevara. Y descubrió que se trataba de un grupo de fachos, pro evangélicos, que detestaban profundamente al araño guerrillero, quien, fuera de toda duda, no tenía problemas de obesidad. 81


Edwin Lluco Pintura Ecuador llucoedwin@hotmail.com edwin.lluco@facebook.com

82


83


84


85


86


87


88


89


90


91


Cuando el silencio otorga Diálogo con Francisco Villarroel

Para que la comunicación entre dos personas sea productiva, una condición es que ambos se respeten para así reconocerse mutuamente, y por ende, valorar sus posturas de manera horizontal e igual en valía. Llegar a respetar a alguien se puede dar por lo que el otro dice, piensa o hace, aunque un respeto más interesante, es cuando se respeta el pensar del otro, como éste razona -y en extensión- como construye y crea su mundo. Todo gesto en sociedad es un gesto político –por consiguiente92


Francisco Villarroel Pintura Chile fco.villarroel.f@gmail.com http://facebook.com/fco.villarroel.f

toda obra de arte es un gesto político. Frente a esto, el rol que debe cumplir el arte es generar espacios de comunicación y discusión real, no una discusión ficticia en un espacio cerrado de exhibición donde habita solo la comunidad elitista y segregada de las artes, sino que debe abrirse a nuevos espacios de participación democrática. Para producir este cambio, debe existir una mirada de respeto general a la sociedad, confiriendo un justo valor al conocimiento del otro, dejando de lado actitudes paternalistas en las que cae el arte contemporáneo. En referencia a esto, los grandes pecados del arte hoy son: el ser un arte para artistas (muchos mal llamados artistas) y una valorización exagerada de la sobre intelectualización de las obras, lo que lleva a una pedantería desbordada y vana. Ambas situaciones han alienado a las artes visuales del acontecer y del público, pasando a ser prescindibles. 93


Frente a este panorama, resulta importante rescatar el encuentro personal con la obra, desde donde nace el rico diálogo entre el espectador y las imágenes. En relación a esto, gran parte del espesor interpretativo de la obra de Francisco Villarroel está dado por la impronta de vida que tiene el artista, unida a la producción plástica, en la cual se vislumbra un carácter político social a modo de manifiesto personal, donde a través de las obras, el artista dialoga con el espectador sobre estos temas.

En conversación con Villarroel, un comentario fue que gran parte de su tiempo lo invierte en sostener conversaciones. De esto se infiere un interés en aprender de la experiencia de otros, y también, una visión horizontal del conocimiento, tanto en su generación como en su aprendizaje.

Pero llegar a dialogar con la propuesta de Villarroel requiere 94


de la disposición del otro, ya que la obra, en una primera impresión genera una dicotomía entre el carácter contemporáneo de esta y la lectura inmediata de obra conservadora por su tema y recursos, dejando fuera varios aspectos que gradualmente nos llevan a su encuentro.

Recorriendo paso a paso este andar, nos referiremos a que vemos, como está hecho y que hay detrás de aquello. Lo primero que encontramos es el tema de las obras. Desde un inicio nos damos cuenta que ocupa referentes tradicionales, como lo son el rostro y la figura humana. Sin embargo, si bien son imágenes en su mayoría reconocibles (con paletas de colores coherentes), nunca están ‘definidas’. El límite de éstas no existe, son imágenes -en alguna medida- abiertas, lo que hace que el soporte no solo funcione como fondo, sino que se integre a la obra. Además, los títulos refieren siempre a relaciones, tanto buenas como malas, horizontales o verticales, pero 95


siempre hay un encuentro. El modo en que están construidas estas imágenes también se presenta a nosotros en dos niveles. Vemos materiales tradicionales -como tinta o pasteles secos- y su uso es correcto. Pero sumado a los pigmentos mencionados aparece el uso de la sangre del artista. La sangre sigue sin dejar indiferente, aun después de todo lo acontecido en la historia. Considerada el líquido vital de nuestro cuerpo, al trabajar Villarroel con ella como un material más incluyéndose en el entramado de la pintura, confiere a las imágenes un cuerpo físicamente real, ya que dentro de su materia circula la propia sangre, mostrándose la obra como un cuerpo desdoblado del artista frente al espectador.

La manera en que encajan cada una de estas piezas en la panorámica es lo interesante. Al ser pinturas, y por ende, de más ‘fácil’ entrada para el público general, este espectador tiene la opción de decidir si quiere 96


o no abordar las posibilidades interpretativas de las obras. En caso negativo, de todas maneras queda con una experiencia estética enriquecedora. Las imágenes propuestas, al no estar completamente delimitadas en su forma permiten -en caso que el espectador decida continuar su contemplación- que pueda construir sobre éstas y proyectar individual o colectivamente su visión, complementando la del artista.

Al completar esta construcción y tomando en cuenta que las imágenes son proyecciones hechas por Villarroel, quien además está en sus obras por su sangre, es él quien comunica su visión de los otros -y por ende del mundo- generando un puente de comunicación con los espectadores, proponiendo un espacio para la reflexión y construcción del mundo que rodea al artista, completado por el espectador y creando mundo en conjunto, espectador y artista 97


dialogando, en el campo de juego que es la obra. En la propuesta de Villarroel siempre hay otro. Por ello, o las obras están pensadas de antemano para ser completadas por el espectador o el artista está hecho para crearse en la comunicación con otros. O ambas.

Puede ser que cada uno de los recursos utilizados por Villarroel en sí no presenten una problematización sustancial dentro del lenguaje de las artes visuales, pero lo es el modo en que se articulan estos elementos, generando una instancia que falta en los intereses de los artistas hoy.

Francisco González Castro (Chile). Artista Visual, Curador independiente, Magister en Artes. Candidato a doctorado en Artes

98


99


100


101


102


103


Mayra y Dulce Hernández Vidal Pintura México http://www.maydulart.com maydul.art@facebook.com

104


105


106


107


108


109


110


111


112


113


Hernan Pacurucu C. CuradurĂ­a Ecuador hernan.pacurucucardenas@facebook.com www.facebook.com/hernan.pacurucucardenas

114


Artistas Participantes Julio Mosquera Larissa Marangoni Juan Pablo Ordóñez Saskia Calderón Damián Sinche Adrián Washco Valeria Andrade Aníbal Alcívar Marcos Sosa

115


LAS CIUDADES INVIVIBLES “El arte como quiebre de la clandestina centralidad de la vida cotidiana: Armada sobre la certeza de su repetición, la cotidianidad es ante todo tejido de tiempos y espacios que organizan para los practicantes los innumerables rituales que garantizan la existencia del orden construido” Rosanna Reguillo Este proyecto corresponde a un verso del poeta Roy Sigüenza (poeta ecuatoriano), tomado de su poema “Todo el mar se parece” (1998) que permite reflexionar sobre el componente violento y estridente de las ciudades modernas: estridencia y contaminación visual, auditiva, yuxtaposición de capas sociales, interferencia de señales y signos; además de problemas demográficos y de flujos. La invitación propuesta a los artistas consiste en establecer dispositivos artísticos con relación al entorno social, para que ellos a su vez saquen a relucir la problemática de vivir en el interior del casco urbano, tomando como punto de partida el desanclaje crítico a los ejercicios de poder que se sobreponen sutilmente en la “inofensiva naturalidad” de lo cotidiano. Teniendo en cuenta que el espacio de lo urbano, se nos presenta bajo una penumbra libre de toda sospecha en una suerte de “reiteración aburrida” y que, sin embargo, oculta en sus modos de operación unas prácticas y dispositivos que pretenden eventualmente imponer reglas ligadas al poder y que la astuta práctica artística pretende subvertir. Por lo que el dispositivo artístico como reproche a la domesticación del espacio cotidiano, aspiraría entablar una ruptura crítica a la lógica estatuida de la repetición, entendida como rutina propia de las urbes contemporáneas, además de visualizarlas contrariedades de vivir en el espacio saturado, propiciando impulsar procesos colectivos que 116


117


118


desborden el curso de lo “previamente establecido” abriendo nuevos senderos críticos que den paso a la articulación de enunciaciones colectivas. Hernan Pacurucu C. Curador y Crítico de Arte http://hernanpacurucu.blogspot.com

Se puede descargar el catálogo completo en: http://es.scribd.com/doc/125676954/Ciudad-y-la-MemoriaCatalogo-completo

119


120


121


122


123


124


125


Luciano Berger Arte digital PerĂş kichiberger01@hotmail.com facebook.com/lucianohumberto.bergercalderon

126


127


128


129


130


131


132


133


134


135


Jorge Alberto Merino Pintura El Salvador amejoartes@gmail.com www.facebook.com/amejoartes

136


137


138


139


140


141


142


143


144


145


DE LOS MOMENTOS, REALIDADES Y MENTIRAS Sólo los locos exprimen hasta las glándulas de lo absurdo y están en el plano más alto de las categorías intelectuales. Pablo Palacio Hoy tengo miedo, miedo al futuro, a lo que pase en 5 minutos, a lo que pase mañana, a lo que digan después de ahora. ¡Oh! los momentos, tiempo disfrazado de un ahora o un después. Quién soy yo? Pregunta inevitable tras el espejo, eso sí que espanta, el ahora entonces también da miedo, o terror, sí, ya no es miedo, es un terrible terror, son la omisión de realidades en la vida que no resultan verdades. 146


Byron M. Torres Azanza Filosofía Literaria Ecuador byron.torresazanza@facebook.com www.facebook.com/byron.torresazanza

Entonces realidades que no son verdades o verdades que no son realidades. ¡Puta¡ en este momento me doy cuenta que son mentiras, por ende mentiras y terror en un solo momento, vivir el ahora y el después resultan equinoccios a las tres de la tarde, aunque sean 2y59 o 3:00, o 3y01. Caminando tras un parque vi a mi sombra adelantarse y esconderse tras un muro, es decir, la sombra se adelantó unos segundos en mi vida o lo que es igual, se adelantó unos segundos a mi muerte. En ese mismo momento me di cuenta que cierta parte de mi SER se adelanta o retrasa, es decir, cierta parte de mi YO no tiene un momento exacto que sea manejable a mi cerebro o mi voluntad. 147


El temor se apodera cuando por un momento me centro en pensar quien soy, en ese preciso instante me veo parado sin nada más que yo mismo, sin un algo o alguien a mi lado, comienza esa regresión analítica, un psicoanálisis autoinducido y recuerdo lo malo y lo bueno, lo que hice y no, el pensar en los pensamientos de hace algunos años atrás, de las metas soñadas y no plasmadas, luego me veo parado pensando en mis antiguos pensamientos en mis triunfos y en mis derrotas, hasta que se desgarra el corazón, ganan los pensamientos malos y los sueños no ejecutados. Me veo parado sin SER según lo planeado, hasta que regreso al exterior, me lamento por un momento y prosigo hasta la próxima estación de un tren que nunca pasó. Ya no importa el tiempo, los segundos pasan rápido y lento, es decir lo minutos son más largos o más cortos según se quiera ver, el tiempo del tiempo no es preciso (si tengo apuro de llegar a tiempo, las manijas corren como urgidos, en cambio, cuando espero me llegue algo, las agujas del reloj caminan vagamente, tan despacio que uno se puede aburrir fácilmente, por tal, el tiempo no es el mismo en unos momentos y otros, es decir, los momentos son realidades mentirosas o falsedades en un mismo espacio de tiempo, lo que asusta y aterroriza, pues toda una vida puede resultar ser una mentira.

Fotografías: Freelance https://www.facebook.com/revistafreelance Ecuador - 2008 148


149


Israel Cambal Ilustraci贸n Ecuador israel.cambal@facebook.com https://www.facebook.com/israel.cambal

150


151


152


153


154


155


156


157


158


159


Antonio Squillaro Escultura Uruguay http://asquillarochatarra.blogspot.com arte.chatarra@facebook.com

160


161


162


163


164


165


166


167


168


169


AUTORRETRATO CINÉFILO (1 Parte) Dedicado a Gaby Pacají Ruíz Wilson R. Castillo T. Tuve la oportunidad de hacer recientemente una revisión de películas que han formado parte de mi vida, que han coincidido o influido en mi manera de pensar y actuar. ¿Es posible entonces reconocerse en la cinefilia y extraer de ella títulos que compongan una radiografía de nuestro interior? Por supuesto y me parece un ejercicio saludable el volver a ellas, como un norte para mirar y saber dónde nos encontramos. Le comparto las 10 películas en las que me reconozco y que por añadidura le recomiendo atentamente.

170


Wilson Castillo Crítica de Cine Loja / Ecuador wilsonr.castillo@facebook.com www.facebook.com/wilsonr.castillo

1.- Freaks (1932) de Tod Browning Sobre la cumbre de todo se eleva esta obra que la pienso eterna, fundamental. Un principio y un final, porque en ella comienza y termina todo, pero este es un ciclo continuo, más cercano a una espiral que a una línea recta. Cuando pienso en el cine, lo primero que recuerdo es en este título tan enigmático perteneciente a un director misterioso, que pudo filmar con una mirada honesta y auténtica una de las historias con las que estableció una vía directa entre su obra y mi existencia. De la película se han escrito diversas anotaciones, opiniones y cadencias que no pienso repetir ahora. Sin embargo, actualmente, podemos preguntarnos ¿cuál es la vigencia de una obra de 1932 en los actuales momentos? Al ser un clásico, (que no necesariamente considero una obra maestra, pues en casos particulares como éste se sobrepone 171


el aspecto emocional sobre la valoración estética) “Freaks”, es una obra atemporal por la mirada tierna con la que trata a seres distintos físicamente a lo socialmente aceptado en cada época, esta palabra (freak) a partir de esta película fue utilizada para describir personas con deformaciones físicas que luego se extiende para hacer referencia a las personas que no coinciden con los estándares socialmente admitidos. Sin embargo al ser una palabra generalmente utilizada despectivamente, existen por contraste otras personas que se sienten orgullosas de llamarse y sentir freak. La intransigencia e intolerancia de aquella época se ha extendido hasta nuestros días y avanza hacia el futuro. Pero precisamente esta película avizora una esperanza, a través de la mirada de su director, que no es por cierto únicamente contemplativa sino que llega a la solidaridad, al plantear la posibilidad de la venganza en la película, pienso que se formó un cordón umbilical entre él y sus actores, como un solo ser, que no vacila, ni le tiembla el pulso a la hora de dejar muy en claro su actitud ante la vida: cuidar lo que uno quiere, ser comprensivo y defenderse a cualquier costo. A partir de esto, en mi vida ha quedado fija la atención y el compromiso con mis cercanos. “Uno de los nuestros” encontrados y reunidos para mantenerse como una estirpe que no claudica ni se amilana ante nada ni nadie.

2.- El Manantial (The Fountainhead – 1949) de King Vidor Luego de interesarme varios años en la política y al ver la realidad de cómo se utiliza la tendencia izquierdista me desencanté de ella, desde entonces cada paso me llevó de forma más madura y honesta hacia un sincero anarquismo. En este proceso intervino la maravillosa “El manantial” película de culto absoluta dirigida por King Vidor y cuyo guión quedó a cargo de una de las pensadoras más influyentes de nuestra historia reciente: Ayn Rand. 172


Paint in Black

173


Con ella como protagonista intelectual, el resultado debía de ser no menos que interesante. Sin embargo, la realidad es que el efecto final supera todo lo imaginable y bajo su supervisión se realiza una de las películas que fundamentan la individualidad artística, en un ejercicio cinematográfico inmenso, inconmensurable. Lo que ella denominó como objetivismo, -y que es en líneas generales un individualismo-, quedó reflejado de una manera tan expresamente clara, que sirvió de motivación para quien se identificó con esta línea de pensamiento.

Como es conocido, la persona que entrega sus esfuerzos al arte debe atravesar, -a más de la indiferencia e incomprensión pública-, crisis personales que cuestionan su destino, el presente (y por lo tanto el futuro) y es entonces donde le apremia buscar aliento para continuar. Allí, en ese lugar, se encuentra esperándonos este manantial, sitio de paz, de sosiego. La tranquilidad de sentirse protegido, de tener 174


Paint in Black

175


abrigo y comprensión. Una de las obras cumbre del cine que contiene uno de los discursos/monólogos más inspirados sobre la libertad creativa, el hombre individual y su derecho irrenunciable de hacer con su obra lo que se le antoje, pues él es su creador y ha de hacer con ella lo que le plazca… Esto ha fundamentado el destino de mi obra, en especial pictura, indudablemente.

3.- Harvey (El invisible Harvey- 1950) de Henry Koster Cuando vi por primera vez “Harvey”, exactamente el 16 de marzo de 2010, escribí esta pequeña reflexión en un pequeño espacio informativo de mi pueblo, lo transcribo a continuación para Ud.: “Hoy respiré profundamente y todo lo malo que estuve atravesando se fue. Es la magia del cine. Esto se lo debo a James Stewart y a Harvey con sus inspiradas actuaciones. Incluso James, que habla en la introducción del DVD, recuerda con ternura a esta pequeña joya, tan rara y tan maravillosa. Que nadie juzgue a la locura inofensiva, cuando ésta es así, o se representa así. Cortázar por ejemplo veía sus cronopios y claro, como es un gran artista, nadie le dijo nada. Por eso si alguien tiene a una persona cercana que ve cosas o mejor dicho personajes, den un segundo vistazo y a lo 176


Paint in Black mejor ustedes también lo verán. Es una de esas películas de las que a primera vista no se espera mucho y termina dejándolo a uno con una sonrisa franca y esperanza en el corazón”.

“El invisible Harvey” coincide con mi manera de ver las adicciones, en este caso el alcohol. Muchas personas lo maldicen, tanto al producto etílico como a quien lo consume, lo que me ha parecido siempre una exageración. Los griegos propugnaban su famosísimo aforismo: “Conócete a ti mismo”. Es decir, mira en tu interior, como individuo y encuentra qué te hace feliz, qué te hace daño, qué te gusta y que no. Piensa en los demás, en su espacio vital como si fuera el tuyo. Así es, no todo es bueno o malo para todos. Lo que para algunos es saludable, para otros es perjudicial. Lo que le da vida a uno a otro se la puede quitar. En mi caso particular, el alcohol me permitió vivir muchas experiencias agradables en mi vida: conversaciones sobre arte entre buenos amigos, conciertos improvisados, personas que escuchan atentas, he aprendido historia de la música, he compartido lágrimas y por supuesto amplias sonrisas. Pienso que lo tolero bien, no así con otro tipo de drogas, a las que, por mi carácter y personalidad seguramente no sería compatible. Tolerancia amigas y amigos… tolerancia y conocimiento de uno mismo… De eso y muchas cosas más nos habla nuestro entrañable “Harvey”… Ver esta maravilla de 1950 me parece imprescindible…

177


Vlado Vesselinov Pintura Bulgaria vesselinov_art@abv.bg http://www.facebook.com/popartgallery

178


179


180


181


182


183


184


185


186


187


Patricio Ponce Multidisciplinario Ecuador poncegaraicoa@yahoo.com patricio.poncegaraicoa@facebook.com

188


189


190


191


192


193


194


195


196


197


198


199


200


201


202


203


Revista Freelance #7  

Freelance es una revista digital de arte y diseño en español de carácter gratuíto realizada para todo el mundo desde Loja - Ecuador. www.an...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you