Page 42

desesperación, la ira y la frustración me sobrevenían a oleadas que parecían dejarme sin aliento. Cuando todos pierden la calma, buscan a papá, sobre todo cuando papá es pastor. Ahora, estaba finalmente en una habitación en la que nadie me miraba y comencé a descargar mi furia contra Dios. «¿Dónde estás? ¿Así tratas a tus pastores? ¿Acaso merece la pena servirte?» Recorría la habitación de un lado al otro, y las paredes parecían cerrarse en torno a mí. La habitación era cada vez más pequeña, igual que las posibilidades de Colton. Una y otra vez, me asaltaba una imagen: la de Colton alejándose sobre la camilla con los brazos extendidos, pidiéndome a gritos que lo salvara. Fue en ese momento que me di cuenta. Esperamos demasiado. Tal vez nunca vuelva a ver a mi hijo con vida. Se me llenaron los ojos de lágrimas de furia que corrieron por mis mejillas. Después de la pierna, los cálculos renales y la mastectomía, ¿es así como me harás celebrar el final del período de pruebas que debí atravesar? ¿Te llevarás a mi hijo?

www.DecidaTriunfar.net

El cielo es real  
El cielo es real  
Advertisement