Page 1

Capacitación administrativa para la secretaría de escuela Módulo: Comunicación y animación de grupos Profesora: María Inés Salomone

Evaluación Individual Escrita “Los Axiomas de la Comunicación” 1) LA IMPOSIBILIDAD DE NO COMUNICARSE Desde el momento en que alguien está en un grupo o con otra persona, asume determinada CONDUCTA o modo de conducirse, estar, sentir, etc. No puede estar sin conducta alguna, es decir, es imposible que no se comporte de alguna manera (aún en el caso de estar indiferente, esa indiferencia es un tipo de conducta hacia el otro) Ahora bien, toda conducta interactuada tiene el valor de un MENSAJE, en efecto, por medio de esa conducta el sujeto comunica algo de si al otro. De allí surge el primer axioma de la comunicación ES IMPOSIBLE NO COMUNICARSE o dicho positivamente: siempre nos comunicamos... aunque no siempre comprendemos el mensaje que nos llega y lo interpretarnos correctamente. En definitiva: toda comunicación implica un COMPROMISO con el otro y ante el otro, y por lo tanto define una relación. El grado y estilo de nuestra comunicación con el otro, define al mismo tiempo. el compromiso con que queremos ligarnos a él. Ahora bien, si toda conducta ya es comunicación y compromiso, el CONFLICTO surge cuando alguien desea evitar el compromiso inherente a toda comunicación por lo tanto, intenta "no comunicarse”... Para evitar este compromiso el sujeto tendría tres posibilidades, salvo que se decida por la aceptación de la comunicación que el otro le propone. En efecto: a)

Puede rechazar de plano la propuesta relacional del otro en forma clara y terminante.

b)

Puede mantener un diálogo aparente con el esfuerzo de descalificar la comunicación invalidando de alguna manera lo que dice el otro o lo que él mismo expresa.

c)

Finalmente se puede intentar evitar el compromiso comunicacional recurriendo a diversos síntomas que lo imposibilitarían tales como: fingir sueño, cansancio, sordera, ignorancia del idioma, etc. Se trata de un engaño o mentira, socialmente considerado como "excusa".

Como bien puede deducirse, es importante que el interlocutor que propone la comunicación sea capaz de comprender (no tanto por las palabras del otro, cuanto por sus gestos, tono de voz, etc. o sea. por su lenguaje para verbal) el verdadero mensaje que se le está enviando ('No me interesa comunicarme contigo... déjame en paz..." etc.)


Capacitación administrativa para la secretaría de escuela Módulo: Comunicación y animación de grupos Profesora: María Inés Salomone

Por ejemplo: en el caso de alguien que entra a una habitación llorando sin saber que hay una persona en la habitación de al lado. La segunda persona se verá afectada por el comportamiento de la primera, pudiendo permanecer callada para no molestar, abandonar la pieza, ir a consolarla, etc., pese a que la primera persona no tuvo intención alguna de comunicarle a él su pesar.

2)

LOS ELEMENTOS DE TODA COMUNICACIÓN: EL CONTENIDO Y LA RELACIÓN

Desde el momento que toda comunicación supone un compromiso con el otro, resulta que toda comunicación: - no solo transmite INFORMACIÓN (“qué” de la comunicación)


Capacitación administrativa para la secretaría de escuela Módulo: Comunicación y animación de grupos Profesora: María Inés Salomone - sino que impone CONDUCTAS, las define y manifiesta (relación con el otro). Este mensaje relacional se transmite fundamentalmente mediante el lenguaje gestual y por el mismo contexto en que viene dado el contenido (una misma frase puede ser interpretada como un chiste o como una ofensa según el contexto en que es dicha, el tono de voz, la sonrisa, el ademán del otro, etc.) Como en toda comunicación siempre están presentes los dos elementos (contenido y relación) los malentendidos y conflictos que pueden surgir precisamente cuando no se diferencian ambos elementos (ejemplo típico: la esposa invita a un amigo del matrimonio a cenar a casa pero sin avisar previamente a su esposo. Este se enfada por la presencia del amigo en la cena... porque la mujer no lo consultó sobre el asunto, a pesar que de por sí le agrada la presencia de su amigo) Cuatro son las situaciones que pueden producirse a raíz de la interacción entre contenido y relación: a)

En el mejor de los casos: hay acuerdo en el contenido y hay buena relación entre los que se comunican (una pareja que se lleva bien y que más o menos tiene los mismos criterios sobre la vida.

b)

En el peor de los casos hay desacuerdo tanto en el contenido como en la relación (los jóvenes que se llevan mal con sus mayores y que mantienen sustanciales diferencias ideológicas, etc.)

c)

Existe acuerdo en la relación, pero desacuerdo en el contenido: esto por lo general, supone una gran madurez en ambos, que son capaces de discernir, discutir, tener criterios distintos, etc. sin romper la relación. Si el contenido se refiere a algún asunto fundamental (Ej. tener o no un hijo, cómo educarlo, etc.) y si no se llega a un acuerdo en el contenido, la pareja debe hacer una opción. Uno de los dos renuncia provisoriamente al propio criterio sobre el asunto discutido, o se mantiene en la posición aún a costa de deteriorar la relación El caso más interesante es el que se da cuando hay desacuerdo en la relación pero acuerdo en el contenido.

Ejemplos: o

Los profesores que sólo se preocupan de que los alumnos aprendan bien los contenidos del programa y mantengan la disciplina establecida, pero poco hacen por mejorar la relación interpersonal con los alumnos terminan "cosificando" la educación. Las "comunidades educativas" son solo aparentes


Capacitación administrativa para la secretaría de escuela Módulo: Comunicación y animación de grupos Profesora: María Inés Salomone

3) LA PUNTUACIÓN DE LA COMUNICACIÓN La puntuación organiza los hechos de la conducta, y por ende, resulta vital para las interacciones en marcha. Desde el punto de vista cultural, compartimos muchas convenciones de puntuación que, si bien no son ni más ni menos precisas que otras visiones de los mismos hechos, sirven para reconocer secuencias de interacción comunes e importantes. Cuando no hay acuerdo en la puntuación entre los interlocutores, entonces surge el conflicto. La decisión en cuanto qué es esencial y qué es irrelevante, varia de un individuo a otro y parece estar determinada por criterios que, en gran medida, quedaran fuera de la conciencia Lo que sí podemos conjeturar es que en raíz de los conflictos de puntuación existe la convicción en el sujeto (convicción firmemente establecida y generalmente no cuestionada) de que hay solo traía realidad, "el mundo tal como yo lo veo y que cualquier visión que difiera de la mía tiene que deberse a irracionalidad o mala voluntad" ("el que no puntúa como yo o es tonto o tiene mala voluntad"). A menudo se llega, gracias a este círculo vicioso, a la profecía autocumplidora: elaboramos una conducta que provoca en los demás una reacción frente a la cual, tal conducta nuestra seria una respuesta adecuada, Ejemplo: el que dice "a mi nadie me quiere", generalmente se comporta de manera tal y con tal desconfianza ante los demás, que efectivamente provocará el que no le quieran Lo mismo sucede cuando "se convence" al hijo que es tonto o torpe: el hijo termina por hacer tal como se le ha profetizado...


Capacitación administrativa para la secretaría de escuela Módulo: Comunicación y animación de grupos Profesora: María Inés Salomone Es decir: se trata de una conducta que lleva necesariamente a otra conducta "complementarla" en nuestro interlocutor. Como puede observarse, en este problema de la puntuación, es importante el factor de los supuestos, creencias, actitudes y prejuicios de uno respecto al otro. Así, si partimos de la premisa de que tal hijo "no es capaz de valerse por, sí mismo, de elegir, de comportarse correctamente en nuestra ausencia, etc." elaboraremos conductas que fijarán o tenderán a fijar el hijo en esa conducta inadecuada o inmadura. Recordamos, finalmente, que la comunicación humana puede darse por un:  

Código convencional, explícito (las palabras del diccionario) Código analógico, simbólico, no verbal, dado por la postura del cuerpo, la expresión del rostro, los gestos, la entonación de la voz, la cadencia de las palabras, etc. (pre-verbal y para-verbal). El código convencional es el más apto para la comunicación de los contenidos. El código simbólico para y pre-verbal es el que manifiesta el sistema de relaciones 4) SIMETRÍA Y COMPLEMENTARIEDAD: Fundamentalmente existen dos formas de puntuación: por simetría o por complementariedad. La primera se basa en la igualdad en la relación de las personas: por ejemplo: entre hermanos, entre alumnos, entre amigos, etc. La segunda se basa en la diferencia: uno de los dos tiende a ocupar una posición superior o primaria; el otro ocupa la posición inferior o secundaria. Ejemplos: entre padres e hijos, entre profesores y alumnos, entre médico y paciente. Es decir: cada uno juega un rol que necesita del otro como complemento y viceversa. La complementariedad puede venir dada:  

por el contexto social o cultural: madre-hijo, profesor-alumno por el estilo propio de determinada relación. Así dos esposos pueden relacionarse en forma complementaria, como también dos amigos, etc.

Tanto la relación simétrica como la complementaria tienen su propia patología, deformaciones y conflictos:  

En la relación de puntuación simétrica: se produce el fenómeno de la "escalada simétrica" que tiende a la competencia, celos, etc. tendientes a eliminar al adversario y que, en último caso puede desembocar en la guerra. En la relación complementaria: se produce en su degradación una complementariedad rígida que tiende a desconfirmar al otro, sometiéndolo y, alienándolo.


Capacitación administrativa para la secretaría de escuela Módulo: Comunicación y animación de grupos Profesora: María Inés Salomone Por ejemplo: En las relaciones padres-hijos, esto casi se produce inevitablemente dado que los padres se "acostumbran" a su rol, sin darse cuenta que los hijos crecen, que necesitan recuperar la autonomía que en la primer época tuvieron que denegarles, que comienzan a adquirir criterios propios y distintos de los de sus progenitores, etc. A medida que los hijos crecen y maduran (lo mismo con los alumnos), van modificando su puntuación y exigen la misma modificación en el otro polo de la complementariedad, tendiendo naturalmente a “simetrizar” más la relación. Por lo tanto, para que los hijos puedan crecer y vivir con autonomía, no sólo tienen que evolucionar ellos, sino también los padres, encontrando el nuevo rol que les corresponde, Para ello: mantener la complementariedad en constante flexibilidad, o sea, en constante diálogo. En síntesis: una relación complementaria es sana cuando:  

ambos polos se aceptan mutuamente y se flexibilizan los patrones de puntuación, elaborándose los cambios necesarios.


Capacitación administrativa para la secretaría de escuela Módulo: Comunicación y animación de grupos Profesora: María Inés Salomone

“El Animador de Técnicas de Comunicación ” El papel que cumple el animador de una dinámica de comunicación suele ser de vital importancia. Tiene bajo su responsabilidad los elementos que serán de gran ayuda para que el desarrollo de la reunión vaya por buenos carriles. Las cualidades del animador influyen positivamente en el grupo para que la comunicación sea rnejor y más fluida. El animador es dirigente, y como tal cumple la tarea de animar, coordinar, a veces conducir,, orientar. Es un participante de la dinámica, con un rol específico, y debe contribuir a que el ejercicio de comunicación cumpla con su cometido. Ir mis allá de esto seria entrar en el terreno del error. Característica del Animador 

El animador debe ser paciente para respetar los tiempos de los miembros del grupo.

El animador debe ser motor del grupo por lo menos hasta tanto alguno de los miembros asuma ese rol.

El animador debe ser puntual, para contagiar al grupo un ritmo serio de trabajo

El animador debe ser tolerante, flexible para manejar los tiempos sin se esclavo de la puntualidad.

El animador debe ser servicial sin ser servil. Estar al servicio es la forma más exigente de ejercer la autoridad.

El animador debe conocer y aceptar a las personas tal como son.

El animador debe ayudar al grupo a que se vaya conociendo a sí mismo.

El animador debe ser promotor de libertad para que el grupo sienta que puede expresarse sin dificultades ni barreras.

El animador debe ser modelo de conducta sabiendo que nadie es perfecto y que se puede asumir la tarea de animador grupal sin esperar a tener todas las virtudes mencionadas.

Ser modelo de conducta es tomar conciencia de que está siendo observado por todos y sus actitudes van a fijar pautas.

El animador debe ser y mostrarse coherente o, por lo menos, en busca de coherencia.

El animador debe aceptar cuestionamientos y modificar su postura ante las exigencias del grupo, siempre que esas exigencias no desentonen con los objetivos que el mismo grupo tiene.

El animador debe ser creativo y saber innovar cuando sea necesario.


Capacitación administrativa para la secretaría de escuela Módulo: Comunicación y animación de grupos Profesora: María Inés Salomone 

El animador debe saber delegar. Trabaja y hace trabajar a los demás.

El animador debe revisar periódicamente su trabajo de animación con cada grupo con el que está en contacto.

El animador debe tener siempre presente que la realidad del grupo es muy distinta a la suma de las realidades de sus integrantes.

El animador debe preocuparse por los detalles que "hacen" al desarrollo y la marcha del grupo; desde la claridad en los objetivos propuestos hasta el ambiente físico del lugar de la reunión.


Capacitación administrativa para la secretaría de escuela Módulo: Comunicación y animación de grupos Profesora: María Inés Salomone

Estilos de Animación ESTILO AUTORITARIO

ESTILO DE AUTORIDAD ENÉRGICA

ESTILO PATERNALISTA

ESTILO PERMISIVO

Es un animador dominante, autosuficiente, absorbente, caprichoso, egoísta. Tiene la obsesión de controlar todo lo que se realiza en el grupo. Se erige como juez de los demás. Siempre tiene la “última palabra”. Se vale de formas sutiles de provocar miedos o de crear sentimientos de culpa para que los miembros de un grupo no se manejen con libertad. Hace lo que hace por el mero placer de lucirse y de “conducir” al grupo. No delega responsabilidades ni permite participación alguna que no esté supervisada controlada y pensada previamente por él. En lo que respecta a la comunicación en sí, habla de comunicación pero no se comunica: no escucha, es terco y obcecado. Este “todo lo tiene claro” y “sabe mandar”. Generalmente es una animación sumamente “eficaz” y esto subyuga a mucha gente porque de alguna manera a los miembros de ciertos grupos les resulta muy cómodo someterse a un estilo autoritario de conducción.

Lo llevan adelante animadores de carácter fuerte y seguro. Suelen tener bien claras las metas a las que desean arribar y los objetivos que debe cumplir el grupo. Rechazan fuertemente la “mediocridad” y para pasarla por alto prefieren “cargarse el trabajo”· ellos mismos antes que otros lo “hagan mal”.No emplean muchos elementos del estilo autoritario porque consultan, dejan participar,, escuchan y dialogan,, terminan por bloquear la comunicación porque la “atropellan” por su misma forma de ser.

El animador paternalista gusta de quedar bien con todo el grupo. Trata de fundar su animación en el aprecio y presentarse como un padre (madre) bueno que no tiene ningún conflicto con “sus hijos”. Ejercen una dirección centralizada y delegan muy pocas responsabilidades; sino lo hacen controlan hasta el más mínimo detalle. no revela todo lo que sabe para pode mantener una relación de dependencia con los miembros del grupo. No lo da todo para que el grupo siempre deba recurrir al animador en busca de un consejo, de una orientación o de una directiva concreta.

El animador permisivo confunde participación, diálogo, democracia y libertad con el permitir cualquier cosa. se pone de manifiesto con simpatía y demagogia. Suele ser un estilo pernicioso de animación dado que no ayuda a crecer sino que estanca al grupo por incumplimiento de las funciones de un buen animador. La dinámica de un grupo con animación permisiva se transforma poco a poco en algo sin dinámica pórquese sumerge en la quietud de las individualidades que “hacen lo que quieren”.El animador permisivo pierde de vista con mucha facilidad los objetivos del trabajo grupal.

Angel Payta – Curso de Secretaria Febrero 2012

Axiomas de la Comunicación  

Características de los Axiomas de la Comunicación y del Animador. Estilos de Animación