Page 27

patrocinan los políticos indígenas y la diplomacia capitalista del mundo entero. Vencer o morir. No cabe otra solución." De cada lado de este recuadro, se pueden leer los dos trozos de un artículo titulado "Propósitos de mediación", que aclara efectivamente el peligro de un armisticio que permitiría restablecer "los privilegios de las castas contra las cuales se levantó el proletariado ibérico en las memorables jornadas de julio." Las potencias europeas sacarían provecho de este armisticio, mientras que Hitler obtendría zonas de influencia y mientras que la conquista de Abisinia por los italianos sería reconocida. Estas potencias ven "el peligro evidente de que nuestros anhelos se contaminen a los parias vecinos y a los esclavos de allende los mares. Por estas razones, los Estados fascistas y las potencias democráticas tienen un interés especial en ahogar la guerra que sostenemos, que es la propia revolución armada. Nosotros no cejaremos en la lucha." Bajo el título "Las jornadas de Mayo", la página 2 del mismo número da precisiones sobre la manera con la que el PSUC a organizado las provocaciones, con el acuerdo de los partidos catalanistas. En página 4, bajo el gran título "la contrarrevolución sigue avanzando", varios artículos centrados sobre el acontecimiento del cambio de Largo Caballero por Negrín a la cabeza del gobierno. Es el editorial que atrae especialmente nuestra atención en esta página, pues los acontecimientos van a dar la razón a Los Amigos de Durruti. He aquí los principales pasajes de este editorial: "La crisis que se ha producido en el gobierno de Valencia es el corolario lógico del meditado plan contrarrevolucionario que hemos vivido de manera uniforme en el suelo catalán. [....] La prensa que aplaudió el "alto el fuego", afirmó a grandes voces que de las jornadas de mayo salía robustecida la autoridad del Gobierno de Valencia. Pero no era lógico que fuese precisamente un Gobierno de contextura sindical quien recogiese los frutos de la intervención de los cuerpos uniformados. Largo Caballero cayó en desgracia. [....] [....] Las potencias democráticas que están interesadas en un cese de la disputa española, quieren preparar el terreno para un problemático arreglo. La CNT es un estorbo para toda componenda. Era necesario, pues, que el gobierno de Valencia tomase una consistencia de algodón en rama. El partido comunista español ha sido el adalid de este profundo cambio que ha sufrido la política española. Los marxistas, que de tales sólo poseen la etiqueta, han capitaneado todas las ansias contrarrevolucionarias que ya hacía tiempo que pugnaban por surgir a la superficie con trazos indestructibles. [....] Los aspectos primordiales de la nueva situación radican en la plasmación de un ejército que ya no tendrá nada de común con aquellos hombres que en las primeras jornadas de nuestra revolución salieron a la calle desarrapados y con una fe sublime por la causa del proletariado. [....] Y otra de las cuestiones que con mayor fuerza se ha debatido en esta crisis, hace

El Mensaje Revolucionario de Los Amigos de Durruti  

Por George Fontenis

Advertisement