Issuu on Google+

LIBRO EL TRIUNFO DEL DINERO Niall Ferguson

UNIVERSIDAD DEL QUINDÍO FACULTAD DE CIENCIAS ECONÓMICAS Y ADMINISTRATIVAS PROGRAMA ADMINISTRACIÓN DE NEGOCIOS ARMENIA, QUINDÍO


NOVIEMBRE DE 2012 LIBRO EL TRIUNFO DEL DINERO Niall Ferguson

ANDRES FELIPE RODRIGUEZ ANDERSSON ANDRES MAHECHA HERNANDEZ

TRABAJO PRESENTADO AL DOCENTE ALEXANDER CASTRO DÍAZ EN EL ÁREA DE MATEMÁTICA FINANCIERA

UNIVERSIDAD DEL QUINDÍO FACULTAD DE CIENCIAS ECONÓMICAS Y ADMINISTRATIVAS PROGRAMA ADMINISTRACIÓN DE NEGOCIOS


ARMENIA, QUINDÍO NOVIEMBRE DE 2012 INTRODUCCION

El siguiente trabajo analizado cuidadosamente desde un ámbito académico, contiene un breve resumen con sus respectivos aportes capitulo a capitulo acerca del libro “El Triunfo del Dinero” de Niall Ferguson; el cual confronta diferentes aspectos que han llevado a entender el funcionamiento de las finanzas en la actualidad. Tratando de entender y comprender las dinámicas del dinero y como el mundo gira a través de este, indicando los procesos por los cuales se ha pasado, examinando diferentes dimensiones del “Dinero” en todas sus formas y como ha llegado a ser necesario en la humanidad. Niall Ferguson con su libro pone en contexto a la población, explicando como el dinero va creciendo en conjunto con la vida humana. Trayendo a recordar los primeros comienzos de la economía y el crecimiento de esta; desde el punto de vista de instituciones directamente relacionadas, como de autores y personas del común que han seguido y analizado las crisis a nivel mundial desde años atrás. Utilizando conceptos que hacen entender un poco más la historia y la evolución de la era financiera que actualmente se maneja en todo el planeta. El libro abarca temas de sociología, economía, globalización, comunicación y teoría política; los cuales nosotros como Administradores de Negocios tenemos el deber y responsabilidad de aprender y conocer más profundamente en un ámbito financiero, sabiendo cómo aplicar diferentes instrumentos que nos explica el libro, para a la hora de llevarlo a la práctica se tenga conocimientos e información clara y se pueda tomar decisiones concisas; aplicándolo en nuestro campo laboral.


OBJETIVOS

Obtener conocimientos y una visión más clara en cuanto a conceptos económicos e históricos, saber por qué y para que se han creado, e identificar como afectan o benefician a un país.

Identificar las posibles consecuencias que la crisis económica de Estados Unidos trae al resto del mundo.

Identificar aquellas falencias que hacen parte de una crisis económica y que pueden ser motivo de aprendizaje para contribuir a nuestra enseñanza.

Aprender más sobre las dinámicas del dinero.

Analizar la mejor manera para entender el dinero, conocer sus orígenes, y su desarrollo.


RESUMEN

En los días de hoy, donde emana gran variedad de crisis, no solo económica, sino también social, cultural, política, diversos escritores han creado libros para que nosotros como lectores, estemos más enterados, mas consientes, donde empecemos a ganar conocimientos, sobre todos los problemas que esta abarcando todo el mundo en los ámbitos global financiero. Y esto es precisamente lo que nos quiere dar a entender el escritor Niall Ferguson, quiere desmenuzarnos con posibles problemas, con diversos términos económicos, para que poco a poco, los que todavía están sin ningún conocimiento, y que creen que el mundo es perfecto, que no hay problemas y diferencias entre las naciones, y también los que estamos empezado a entender, a digerir, toda esta problemática financiera que hay en todo el mundo. Principalmente podemos comparar este libro con todos los problemas que está teniendo Colombia, puesto que el gobierno interno por su parte, nos quieren hacer ver a nuestro país, como el país más pobre, al que todos tienen que tomar lastima, pero lo que muchas personas como nosotros ignoramos, es que nuestro país es una de las regiones que contiene las mayores riquezas de todo el mundo, posee riquezas naturales, flora y fauna, minerales y muchas otras cosas, que el gobierno quiere hacer ignorar ante la población, mientras ellos gastan esos recursos para su beneficio propio. Para concluir esta introducción nosotros como dueños de nuestra patria, ¿estamos dispuestos a dejar que nuestros gobernantes actúen en pro de sus beneficios y en contra de la naturaleza y del patrimonio de Colombia?


Sueños de avaricia. Nos muestra como el dinero a evolucionado a través del tiempo dando así un sentido de valor a ciertos elementos con los cuales se intercambiaban por comida. Se ve como se ha cambiado de piedras preciosas a billetes que en realidad solo es papel que representa un valor pero en si no es nada antes a lo menos se podían cambiar por oro o alguna piedra preciosa. Se nota como la ambición del ser humano europeo que para ellos las piedras preciosas si tenían valor en comparación de los indígenas, esclavizándolos solo por algo de dinero por así decirlo, es triste pensar como la búsqueda del beneficio de algunos pocos destruye a una cantidad mayor sin ningún tipo de consideración no mas por el simple hecho de amasar una gran fortuna, como esa frase que dice: “el fin justifica los medios”, es fácil ver como las personas ven la posibilidad de conseguir dinero que en nuestra sociedad es poder, se enceguecen y son pocas las que no les importa que ayudan a los demás. La evolución del dinero a través del tiempo es algo fantástico aunque cruel, porque el desarrollo de la humanidad ha demostrado que ese factor llamado dinero se convierta en poder y este poder hace que ciertas personas son mas astutas que otras se aprovechen de ciertas características o condiciones para aprovechar la oportunidad y ganar más, acumular y acumular este es el objetivo, la avaricia de las personas ha hecho que el mundo se desarrolle más rápido pero también ha demostrado que en ciertas ocasiones la naturaleza de las personas es un poco desagradable y no les importa barrer con el que sea para alcanzar sus objetivos, por ejemplo la colonización en la cual la explotación de los indígenas fue absoluta y cuando estos empezaron a bajar en su población trajeron negros para sacar mineral ese que representaba dinero y que hizo a cierta cantidad de europeos ricos. Aunque esto no sirvió de mucho porque ni con todo este mineral pudieron encontrar la solución al problema del la pequeña


moneda, pero también hay que ver que mientras América era esclavizada, Europa se empezó a desarrollar de una manera mucho mayor, España fue uno de los más grandes beneficiados de la colonización y amasó una gran fortuna, gracias a ello pero no tuvo la capacidad de desarrollo en cuanto a las instituciones crediticias, en Venecia comenzó la evolución de la banca se esparció por Europa y en Inglaterra fue donde empezaron los bancos a monopolizar la emisión de la moneda de ese país, tiempo después se estableció los intereses como pago por cuidar ese dinero que era riesgoso, y así se fueron desarrollando las revoluciones y las guerras mundiales, ciertos países se vieron favorecidos por que se apoyaron con el dinero que tenían acumulado para no perder esas guerras, pero como las personas siempre quieren más se ha llegado a hablar de la usura y las personas que la practican son esos los que en Colombia se llaman “gota a gota” estas personas prestan una cantidad de dinero a unos intereses muy elevados, en el libro hace referencia a la evolución en Estados Unidos y se habla de la ciudad de Memphis en el estado de Tennessee en el cual las personas se endeudan y luego ya cuando están en banca rota buscan la manera de salir menos ilesos del problema, en esa ciudad habían por lo menos 10.000 declaraciones de quiebra, las personas consiguen abogados para llegar a un acuerdo con sus acreedores, hay una cola especial para las quiebras rápidas, por lo menos 3 de cada 5 casos llegan a un acuerdo. Todo estadounidense tiene derecho a acogerse al capítulo VII (Liquidación) o al XIII (Reorganización personal voluntaria) de la Ley de Quiebras porque dicen que todas las personas tienen derecho a volver a empezar cuando las cosas no le han salido bien, y que el que fracaso hoy puede ser el millonario de mañana. El problema es que la mayoría de las personas normales en Memphis acude a esos préstamos solo para poder ayudarse a pagar deudas, tal vez la salud ya que si no cuenta con un seguro medico necesitara de una gran cantidad de dinero para poder pagar estos gastos, lo cual hace que las personas se acojan al capítulo XIII de la ley de quiebra y se comprometen a ceder parte de sus ingresos para ir pagando la deuda. En 2007, la deuda de consumo en Estados Unidos alcanzó la


cifra récord de 2,5 billones de dólares. Allá por 1959, la deuda de consumo equivalía al 16 por ciento de la renta personal disponible; hoy equivale al 24 por ciento la ruptura del vínculo de entre la creación del dinero y un ancla metálica ha llevado a una expansión monetaria sin precedentes. En la eurozona, dicho incremento ha sido especialmente marcado, pasando de poco más del 60 por ciento en una fecha tan reciente como 1990 a poco menos del 90 por ciento en la actualidad. Al mismo tiempo, la suficiencia de capital de los bancos en el mundo desarrollado ha ido descendiendo de manera lenta pero constante. En Europa, el capital bancario equivale hoy a menos del 10 por ciento de los activos, mientras que a comienzos del siglo XX el porcentaje era de alrededor del 25 por ciento. Es decir los bancos no solo están aceptando depósitos sino que también están prestando a una mayor proporción de ellos y minimizando su base de capital. Para estos días los activos bancarios de las principales economías del mundo equivalen aproximadamente al 150% del PIB combinado de esos países el crédito y la deuda se hallan entre los componentes básicos del desarrollo económico tanto como la minería, la industria o la telefonía. Dice que la evolución de la banca fue el primer paso para el triunfo del dinero, a este le sigue el mercado de bonos. De bonos y bonistas. Un bono es una promesa de pagar una determinada cantidad de dinero, a una tasa de interés y en una fecha futura dadas, siendo así, un instrumento financiero de

deuda

utilizado

por

entidades

privadas

y

también

por

entidades

gubernamentales. Al comienzo de los primeros cien días del presidente Bill Clinton, hacía referencia al querer volver al mercado de bonos. Tras la creación del crédito por parte de los bancos, el nacimiento del bono fue la segunda gran revolución en la historia del dinero. Los gobiernos (y las grandes empresas) emiten bonos como una manera de tomar dinero prestado de una abanico de personas e instituciones más amplio que en el caso de acudir únicamente a los bancos. Este mercado sobresale por ventajas que posee “ahorrar dinero para la


vejez”, como también tiene sus desventajas “cuando los precios de los bonos caen, los tipos de interés se disparan desfavorablemente para los dueños de los mismos”. El interés del bono depende del valor de las acciones, casas y la clase de activo en que se esté manejando el mismo bono, siendo referente en dicho costo. Montañas de dinero “La batalla de las sacas de dinero y las cajas fuertes”, dice que estos mercados sirven y son utilizados para financiar guerras entre países, generan golpes de estado; de una maneja casi directa depende de los dineros que son recaudados en el mercado, de lo contrario no tendrían como financiarlas. La posibilidad de financiar la guerra por medio de un mercado de deuda pública fue, como tantas otras cosas en la historia financiera, un invento del Renacimiento italiano.

Tenemos como ejemplo la ciudad de Florencia; donde a comienzos del

siglo XV, el dinero pedido a crédito representaba casi el 70 % de los ingresos de la ciudad. El “monto” equivalía a más de la mitad de la producción anual de la económica florentina. Los ciudadanos más ricos se vieron obligados a prestar dinero a su propio gobierno, a cambio de préstamos forzosos, convirtiéndose los ciudadanos en sus principales inversores. En las demás ciudades italianas, cuanto mayor se hacían las deudas, mas bonos tenían que emitir, y cuantos más bonos emitían, mayor era el riesgo de que pudieran incumplir sus compromisos de pago, dados los montos excesivos que tenían que reconocer. Y también permitiéndose que el comprador del bono, lo vendiera a otros inversores, a cambio de dinero en efectivo, siendo más rentable y sin correr tantos riesgos por el mercado. El factor determinante en cuanto a bonos, es no saber cómo las circunstancias alternas vayan a influir con un saldo futuro de reconocer, lo que si se debe tener en cuenta, es que el rendimiento es proporcional al riesgo que está dispuesto a asumir el comprador. El Napoleón de las finanzas, diferentes familias en Londres se convertían en ricas en el siglo XIX, gracias al mercado de bonos, como fue los


“Rothschild” ellos también eran arbitrajes de divisas, comerciantes de lingotes y banqueros privados, inversores de seguros, minas y ferrocarriles. Emitiéndose entre los años 1793 y 1815, cantidades de bonos para financiar conflicto militar, multiplicándose la deuda nacional tres veces, alcanzando los 745 millones de libras,, más del doble de la producción anual de la economía británica. Vender bonos públicos ciertamente había hecho recaudar cantidades de dinero líquido al gobierno británico, pero los billetes de banco resultaban de muy poca utilidad en los lejanos campos de batalla. El reto consistía en transformar el dinero recaudado en el mercado de bonos en monedas de oro, y luego llevar estas allí donde se necesitaban. Los precios de los bonos estaban disparados. “El dinero es el dios de nuestras época” declaraba el poeta alemán Heinrich Heine en mazo de 1841. Se ha calculado que entre 1815 y 1859 la casa Londinense emitió 14 clases distintas de bonos garantizados por el Estado con un valor nominal de casi 43 millones de libras, más de la mitad del total emitido por todos los bancos de Londres. Aunque los bonos del gobierno británico constituían el principal titulo que ponían a disposición de los inversores, también vendían bonos franceses, prusianos, rusos, austriacos, napolitanos y brasileños. Así mismo, a partir de 1830 casi monopolizaron la emisión de bonos del gobierno belga. Como derrotar al sur. En Europa, la idea de utilizar la cosecha de algodón el Sur no solo como fuente de ingresos de exportación, sino también como garantía de una nueva clase de bonos, que estarían respaldados por este producto. Se tenía precaución en cuanto al tema de los bonos, gracias a todos los especuladores desenfrenados (rumores negativos), como también existían otras personas que tenían “fe”. Con su mercado de bonos nacional exhausto y solo dos raquíticos empréstitos extranjeros, el gobierno confederado se vio obligado a imprimir papel moneda sin respaldo, para pagar la guerra y sus otros gastos, por un valor total de 1.700 millones de dólares.


La eutanasia del rentista. La confederación estadunidense estaba lejos de ser el único estado del continente americano que acabo defraudando a sus bonistas; fue simplemente el moroso más septentrional de todos ellos. Al sur del rio Grande, los impagos de deudas y las depresiones monetarias estaban casi a la orden del día. A finales del siglo XIX, los países que incumplían el pago de dudas se arriesgaban a sanciones económicas, a la imposición del control extranjero sobre sus finanzas. Siendo un mercado potencialmente vulnerable. El dinero gracias al patrón, se hizo cada vez más fiable. Aquellos que habían comprando bonos de guerra, habían invertido en una promesa de victoria, la derrota y la revolución representaban una insolvencia nacional. La inflación es un fenómeno político tanto como monetario. Conforme avanza la inflación todas las relaciones permanentes entre deudores y acreedores, que constituyen el fundamento último del capitalismo, se hacen absolutamente desordenada que casi llegan a carecer de sentido. Erosionando el poder adquisitivo tanto la suma de capital invertida como de los pagos de los intereses debidos (bonos); y en la medida en que la inflación ha bajado, los bonos se han recuperado en el que ha sido uno de los grandes mercados alcistas de la historia moderna.

Inflando burbujas. En este tramo del libro, se habla de un 3 episodio que Niall Ferguson denomino “Inflando Burbujas”, le toca contar qué es una bolsa de valores y de dónde salió ese espacio tan representativo de la modernidad, donde pareciera que se decidiera el destino inmediato del planeta y de quienes vivimos en él, más que en los campos petroleros, la selva amazónica o los silos nucleares. Ferguson comienza explicando el valor histórico de la invención de la empresa, a través de la sociedad de responsabilidad limitada, en la que la persona jurídica


puede fracasar sin arrastrar consigo a personas naturales, sus accionistas. Uno no suele tener en cuenta que, antes de eso, la quiebra de una compañía llevaba a la cárcel o al patíbulo a sus fundadores. Si fallabas en un negocio, era casi imposible que pudieras volver a empezar. Pero hoy, en la práctica, es la bolsa la que tiene más influencia sobre las grandes corporaciones, las que cotizan en ella. Ferguson explica que en la cultura bursátil anglosajona se llama “osos” a los pesimistas que venden acciones y “toros” a los optimistas que las compran (de ahí la conocida escultura de Wall Street). “Hoy se dice”, se escribe, “que los inversores forman una especie de ‘rebaño electrónico”, que en un momento pueden estar pastando felizmente en los prados de los rendimientos positivos, mientras que al siguiente puede salir en estampida para correr a refugiarse en el corral. Lo importante, sin embargo, es que los mercados de valores constituyen auténticos espejos de la psique humana. Al igual que el Homo Sapiens, pueden deprimirse, e incluso pueden sufrir crisis nerviosas. Pese a ello, la esperanza, ¿o tal vez sea la amnesia? ‘’siempre parece ser capaz de triunfar sobre esas malas experiencias”. Una historia particularmente de este tercer capítulo es la del nacimiento de la Compañía Holandesa de las Indias Orientales, que fue fundada con más de un millar de pequeños y grandes accionistas como la mayor empresa de la época. Con ella nació la compra pública de las acciones; cuando a los diez años de fundada no se liquidó como al principio estaba planeado, algunas accionistas salieron a vender su participación en ella, con lo que nació el mercado de valores. Se abrió la primera Bolsa, en Ámsterdam, en 1608, y un Banco de Cambio, para atender ese dinámico negocio de acciones de la Compañía. Un aventurero escocés, John Law, quiso replicar este éxito con la Francia absolutista, con lo que introdujo además los billetes en Europa y la primera burbuja bursátil, de paso contribuyendo a arruinar a la monarquía, todo esto ya en el siglo XVIII. Creyendo en las ofertas de prosperidad sin límites que ese hombre


les contó sobre lo que obtendrían con sus inversiones en Canadá y Luisiana, la aristocracia francesa se entregó a un innovador financiero, pero las cosas le salieron mal y al final de ese siglo era lo bastante débil para ser incapaz de impedir la revolución. El ordenado relato posterior de la Gran Depresión no oculta el carácter todavía misterioso del crack del 29 y conduce a un interesante análisis de la más reciente sacudida global, empezando en los 90 con la burbuja de Enron. La profunda desazón, cuando no solo horror, que los fraudes y los colapsos han causado, con sus suicidios y sus bancarrotas, lo lleva a empatar este tema de la bolsa de valores y las burbujas bursátiles con el del capítulo siguiente de su libro: los seguros.

El retorno del riesgo. Tras los terribles cambios de la economía y de las finanzas, se ha optado por la creación de compañías de seguros. Estas compañías quizá son una manera “favorable” de hacer una buena inversión, puesto que en el día de hoy, no solo nos atropellan las catástrofes naturales, sino también toda esta congestión y todas estas diferencias que han desencadenado numerosos enfrentamientos de guerra, pero la verdad es que estamos inmersos a los cambios de la sociedad, ya que día a día vamos viendo como se genera homicidios o asesinatos, donde se va generado “vandalismo”. Y es esto es a lo que nosotros como ciudadanos estamos expuestos, a un gran peligro tanto para nuestra integridad, como para nuestra familia. Como veníamos diciendo estos seguros, prometen la protección de muchos objetos inmuebles, hasta la propia vida, pero pensamos que muchas de estas aseguradoras son una farsa, ya que se han notado muchos casos de incumplimiento de sus contratos, para que seamos más concretos, traemos a


nuestra vista, la catástrofe del huracán KATRINA, este terrorífico episodio de pánico y destrucción, que llegó a hundir a New Orleans, y muchas poblaciones de los Estados Unidos se vieron afectados por esta furia de la naturaleza. Muchos de estos damnificados, poseían un seguro contra todo riesgo, y supuestamente ellos creían (habitantes “asegurados”) que las compañías de seguros iban a cubrir con todos los daños, como estaba expuesto en los contratos, pero a la hora del daño, estas aseguradoras se negaron porque en este contrato no afirmaba de que se tuviera que pagar, si eso ocurría por catástrofe de inundación. Terminamos con esto, ¿es posible que el estado y sus gobernantes, permitan esto? ¿Hasta qué punto estamos dispuestos nosotros para proteger lo nuestro? ¿Qué hace el estado con las finanzas, si supuestamente el deber de ellos es velar por la seguridad de los habitantes?

Tan seguro como una casa. “Tan seguro como una casa” es una expresión que se utiliza para señalar que estamos absolutamente seguros de algo; y también dice todo acerca de por qué la gente de todo el mundo anhelan ser propietarios de su propia vivienda. Pero en temas financieros tiene otro significado que no hay nada más seguro que prestar dinero a personas con propiedad inmobiliaria ya que si dejan de pagar el préstamo se les puede embargar la casa, desde 1959 la deuda hipotecaria total en circulación en Estados Unidos se ha multiplicado por setenta y cinco. En conjunto a finales de 2006 los propietarios de vivienda Estadounidenses debían una suma equivalente al 99% del PIB del país, mientras que 50 años antes esa cifra era solo el 38% , este aumento contribuyo a financiar el boom en la inversión residencial, durante un tiempo, la oferta de nueva vivienda parecía incapaz de seguir acelerado ritmo de la demanda.


“La aristocracia terrateniente”, ser dueño de la propia vivienda es algo que solo resulta excepcional en las zonas más pobres del Reino Unido y Estados Unidos, sin embargo, durante la mayor parte de su historia fue privilegio exclusivo de una elite aristocrática. Las fincas se transmitían de padres a hijos, junto con los títulos honoríficos y los privilegios políticos, las demás personas eran arrendatarios, de hecho el derecho de votar en las elecciones se hallaba originalmente vinculado a la propiedad inmobiliaria. La industrialización trajo consigo una lluvia de dinero a quienes casualmente estaban asentados sobre yacimientos de carbón o en terrenos urbanos mientras que el dominio aristocrático del sistema político aseguraba una continua afluencia de remuneración del erario público (los fondos públicos), los magnates aprovecharon su capacidad para endeudarse, algunos lo hicieron para “mejorar” sus propiedades, otros pidieron prestado para financiar su estilo de vida basado en consumo ostentoso, el problema es que la propiedad inmobiliaria, por mucha que se posea, solo representa seguridad para el que presta dinero. “Una democracia de propietarios sin viviendas” Las personas que pidieron dinero prestado para construir sus viviendas se encontraron en graves dificultades cuando estalló la Gran Depresión en 1920, especialmente si la persona cabeza de hogar se encontraba entre los millones de personas que perdieron su empleo y sus ingresos, cuando la economía cayó los prestadores simplemente se negaron a renovar, el precio de la vivienda bajo en más de una quinta parte, la industria de la construcción se desplomó, dejando ver hasta qué punto la economía estadounidense dependía de las inversiones residenciales como motor de crecimiento. La administración de Roosevelt fue pionera en la idea de una democracia de propietarios, pues era un intento por parte del estado de intervenir allí donde el mercado había fracasado. Entro un nuevo organismo llamado corporación crediticia de propietarios de viviendas destinado a refinanciar las hipotecas a plazos más largos, de hasta 15 años, introdujo el seguro de depósitos federal. La


idea era que depositar dinero en hipotecas, resultara más seguro aun que las propias casas, puesto que, en el caso de que los prestatarios dejaran de pagar, el gobierno simplemente compensaba a los ahorradores, la administración federal de la vivienda (FHA) trato de estimular la concesión de préstamos de mayor cuantía con un plazo más largo, plenamente amortizados y con intereses bajos. La FHA sentó las bases de un mercado secundario nacional que nació en 1938, cuando se autorizo a una nueva asociación federal nacional hipotecaria “fannie mae” emitir bonos y utilizar el dinero recaudado para comprar hipotecas a las entidades de ahorro y préstamo locales, cuya actuación se veía ahora restringida por varias regulaciones tanto de ámbito demográfico como en relación a los tipos que podían ofrecer a los impositores, la FHA hizo que la propiedad de la vivienda resultara viable para muchos más estadounidenses. De hecho no resultara exagerado decir que fue aquí donde nacieron los modernos Estados Unidos. De las asociaciones de ahorro y préstamo a las hipotecas “basura” una estafa que se burlo por completo del mismo concepto de la propiedad inmobiliaria como una inversión segura. De repente, quienes dirigían una asociación de ahorro y préstamo se encontraron con que no tenían nada que perder; un caso claro de lo que los economistas llaman “riesgo moral” La idea era reinventar las hipotecas agrupando miles de ellas en paquetes como garantía de nuevo atractivos valores que, a su vez, pudieran venderse como una alternativa a los tradicionales bonos del estado y de las empresas, lo que significaba que estos bonos podían interpretarse como “de primera calidad”. Se debe tener en cuenta algunas consideraciones a la hora de comparar la vivienda con otras formas de activos de capital, la primera es la depreciación pues las acciones no se deterioran mientras que las casas sí, la segunda es la liquidez, las casas resultan más caras de convertir en efectivo que las acciones y la inestabilidad de los mercados inmobiliarios desde la segunda guerra mundial.


“Tan seguro como una ama de casa” miles de mujeres en los países pobres de todo el mundo, están obteniendo dinero prestado de instituciones que se esfuerzan por liberar las energías empresariales femeninas, la gran revelación del movimiento de las micro finanzas en países como Bolivia es que las mujeres tienen, en la práctica, un nivel crediticio más bajo que los hombres, con o sin casa como garantía de sus créditos. En Estados Unidos a las mujeres casadas se les negaba el crédito, por más que tuvieran su propio puesto de trabajo, si sus maridos no trabajaban y ni que decir de las separadas o divorciadas. Las micro finanzas, sugieren que el bajo riesgo crediticio puede ser más bien un rasgo característico femenino, pues como dicen en El Alto y en Castlemilk es más probable que los hombre se gasten su salario en el bar o en la casa de apuestas en vez de preocuparse por cumplir con sus pagos de intereses.

Del Imperio a “Chimerica”. Al principio, cuando se genera una crisis económica que afecte el mundo en general, se creería que sus principales promotores o culpables vendrían siendo los países emergentes o los países en desarrollo, pero a través del capítulo se cuenta la verdadera razón por la cual los países más desarrollados y del centro son los culpables de algunas de las crisis económicas más importantes del siglo. En este capítulo, se hace un análisis sobre la globalización y el ascenso chino frente al presunto declive de Estados Unidos. Aquí Niall Ferguson examina las características de la globalización dirigida por el Reino Unido entre la Guerra del Opio y las guerras mundiales del siglo XX, así como su vulnerabilidad frente a las conmociones. Ferguson enseña de qué forma los acuerdos de Breton Woods y sus instituciones (el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional) nacieron para sanar la devastación económica que dejaban los enfrentamientos y las guerras, esto con medidas como los controles de capitales que restringían la globalización.


Del Plan Marshall, pasa de las ayudas al desarrollo, a la crisis latinoamericana de la deuda en 1982 y los ajustes del FMI, que llevan tanta relación con las prácticas de lo que muchos llaman el imperialismo de Estados Unidos. En este capítulo se hacen críticas del “imperialismo estadounidense”, Ferguson sale al paso de las quejas del Nobel de Economía Joseph Stiglitz y dice que la liberalización vino primero de Europa que de Estados Unidos. Sobre esta nueva liberalización, Ferguson recorre las crisis bursátiles de los 80 y 90, relacionándolas con algunas historias de empresas que apostaron demasiado. Finalmente se toma el tema de China, para celebrar su crecimiento, solidez, capacidad de ahorro. “En 2007”, indica Ferguson, Estados Unidos tuvo que pedir prestados unos 800.000 millones de dólares al resto del mundo, lo que representa más de 4.000 millones por cada día laborable. China, en cambio, tiene actualmente un superávit contable de 262.000 millones de dólares, una cantidad equivalente a más de la cuarta parte del déficit estadounidense. Y una proporción extraordinariamente grande de ese superávit ha acabado prestándose a Estados Unidos. En la práctica, pues, la República Popular China se ha convertido en el banquero de los Estados Unidos de América. Pero ese éxito chino, según Ferguson, ha significado también una alianza con Estados Unidos, hasta el punto de promover el endeudamiento masivo, la superpotencia que promovió el colapso financiero. Y por ultimo Niall Ferguson advierte sin embargo, que la alianza puede convertirse en rivalidad, como ha pasado antes, con resultados catastróficos.

El mundo actual se encuentra en un periodo que ha atravesado 4 milenios de evolución económica, y a pesar de esto siempre seguirá siendo la misma relación económica que se encuentra desde el pasado, principalmente la relación entre deudor y acreedor en la cual gracias a esta se desenvuelve el ciclo económico y


su manejo adecuado por parte de las instituciones creadas para manejar estos dineros, que a largo plazo terminan siendo estas las principales culpables en las crisis económicas y problemáticas sociales. En el epílogo “de el triunfo del dinero”, resume los postulados de su libro: “Desde la antigua Mesopotamia hasta la China actual, el triunfo del dinero ha sido el de las fuerzas que impulsan el progreso humano, un proceso complejo de innovación, intermediación e integración que ha resultado tan vital como el avance de la ciencia o la difusión del derecho para que la humanidad pudiera escapar a la ardua tarea de la agricultura de subsistencia y a la miseria. Examina así también los factores que solucionaron los problemas, las formas en que miramos la realidad y el pasado de manera variada, evalúa la evolución de las finanzas y se detiene con varias preguntas sobre las consecuencias de la crisis, en febrero de 2009. El magnífico trabajo que ha hecho Niall Ferguson en El triunfo del dinero termina, como se esperaba, con un final abierto: la historia que comenzó en las conchas de Caurí, las tablillas con escritura cuneiforme y los bancos de Florencia siguió creciendo en una proporción muy elevada, pero aunque de vez en cuando sufra pequeños atrasos, seguirá en crecimiento conjunto con la naturaleza del hombre. Las finanzas han financiado el arte, la exploración, la ciencia y la caridad humanos, aparte de la guerra y la lucha por el poder. Nos corresponde a nosotros seguir adelante con mejores ideas, mejores intenciones y unos cuantos consejos aprendidos de este libro y su autor. Y para finalizar el epilogo se encuentran unas series de preguntas sobre el tema general y como el más importante tratado durante este El triunfo del dinero. ¿Llegará China, con los pasivos ambientales y sociales que tiene, con un modelo tan sustentado en la exportación de manufactura barata, a alcanzar la importancia que muchos prevén? ¿Es factible pensar en un enfrentamiento entre EEUU y China?


Ferguson menciona concluyendo, las distorsiones que nosotros mismos agregamos a la evaluación de la situación económica, tanto la del presente como la del pasado.

CONCLUSION

Las personas han demostrado que el desarrollo del dinero a ayudado a la evolución de toda la humanidad, y que cada vez con esta sociedad en la que todo esta evolucionando de una manera tan acelerada, el progreso del dinero ha sido un factor fundamental pasando de piedras preciosas a monedas, billetes y así sucesivamente y ahora ya se maneja más que todo es el dinero plástico y quien sabe en un futuro que será, ya no se puede eliminar el dinero de las vidas de las personas y aunque en nuestra sociedad capitalista las personas no les importa sino saciarse egoístamente pero bueno eso es ético, en fin gracias al dinero y su evolución con la humanidad estamos en donde estamos y seguirá siendo de gran ayuda.

Con las corporaciones crediticias patrocinadas por el gobierno se buscó ampliar el mercado secundario de hipotecas para asegurar las hipotecas en forma de títulos respaldados por las mismas, dando garantía los prestamistas serán reembolsados y la seguridad de reinvertir sus activos en más prestamos, Por eso al momento de hallar solución a una crisis es necesario que se tomen medidas adecuadas y suficientes, enfocándose en el origen del problema como fue la desregulación y la falta de ética de estas corporaciones que obraban en beneficio de unos pocos.

Con respecto a cómo Niall Ferguson hace su estudio acerca de la burbuja efectuada en la era anterior de John Law, sino como hace su comparación con la burbuja y el disfraz que se monto en velo la empresa Enron. La


versatilidad de los nuevos modos operantes de los dineros en la antigua Francia y Europa y al punto de llegar a distribuir los billetes europeos, ayudando a tumbar la monarquía europea de los siglos XVI y XVII. Son puntos tan importantemente contundentes de cómo el ser bursátil se dé nota en siglos memorables de la industria europea y más aún de la Francia absolutista.

Desde años atrás el mercado de bonos ha sido fundamental para el crecimiento de un país, como a la hora de pagar su deuda externa; de una manera indirecta haciendo parte del proceso a los demás habitantes que puedan comprar un “titulo o acción” manejando valores y siguiendo las fluctuaciones del mercado, es el invertir que los años de experiencia del mercado nos ha dejado a esta generación. Invertir con menor o mayor riesgo.


APORTES PERSONALES

Se debería de buscar la manera de solucionar la pobreza a nivel global, porque aunque el dinero ha evolucionado al paso del tiempo de la humanidad solo unos pocos tienen privilegios que se han hecho cada vez más grandes y la brecha cada día se esta expandiendo y solo con políticas que parecen bañitos de agua tibia y no van directo al grano, si es difícil porque la sociedad nos ha moldeado y mientras pasa el tiempo la mentalidad de las personas se ha enfocado en a acumulación de riqueza pero no en como todos podríamos mejorar juntos como sociedad lastimosamente todo es así y hay cosas que no van a ser tan fáciles de cambiar parece más algo irreal como inalcanzable pero bueno así es la vida pero llegara el momento en que todo puede cambiar porque con los cambios constantes es un poco difícil saber qué va a pasar en un futuro.

Es preciso decir que no estamos preparados (inversores, sistemas financieros, prestamistas) para una crisis. Pues falta que el estado intervenga más tanto de forma económica como en la de creación de normas que regulen el riesgo de las corporaciones de crédito, obrando en beneficio de todas las partes interesadas.

El discurso negativo sobre las bolsas de valores se ve en los lamentables efectos de las burbujas, de las conmociones que son más bien


excepcionales, y no de la situación normal de estabilidad, mucho más frecuente, que genera prosperidad, empleo y progreso. ¿Cómo puede ser un país más fuerte y su sociedad menos próspera, sin una bolsa de valores? ¿No se trata de regular mediante instituciones capaces, para impedir los innegables excesos que produce la codicia, en vez de extirpar al sistema financiero de raíz? ¿Cómo cree el lector que pueda encontrarse un equilibro, en cuanto a la actividad bursátil se refiere, entre empuje y justicia, entre generación de riqueza y generación de pobreza? −

Ya que los bonos amparan el comercio y la productividad de una nación, haciendo referencia a EU, ella imprime dinero y no la afecta, se maneja la moneda internacional, distribuyéndose en otros países y no el dólar ya que esta es moneda reserva; así autofinanciándose el mismo país y controlándose por 6 bancos/industrias privadas.


BIBLIOGRAFIA

Libro: El Triunfo del Dinero, Niall Ferguson, Septiembre de 2009, Random House Mondadori, S.A.

www.wikipedia.com.


Libro el triunfo del dinero