Page 1

Espa単a

EN

MOTO DE pEDRO paRDO


RUTA 19 LA NAVARRA VASCA Y EL PAÍS VASCO-FRANCÉS > RECORRIDO CIRCULAR DESDE PAmPLONA

254 kM

Esta ruta cruza las últimas vertientes del prepirineo navarro, cuyo punto culminante está en el puerto de Belate, y roza los límites occidentales de algunos de los valles de más carácter vasco de Navarra, como el de Baztán, nada más concluir el descenso del puerto. Un perenne manto verde cubre las praderas y los bosquetes de hayas colonizan a retazos los suaves montes. Los caseríos, alegres y de imponente porte, se esparcen por valles y lomas, formando estampas de lo más pintoresco. Tanto el ascenso hasta el puerto de Belate, así como el puerto de Ibañeta, entre Saint-Jean-Pied-de-Port y Orreaga/Roncesvalles, son, seguramente, lo más relajante de todo el Eje Pirenaico.

n RECOmENDACIONES Excelentes en todos los sentidos, generosas en dimensiones, estupendo firme, etc.; muy similares a las de la parte francesa. El Señorío de Bertiz (situado en Oronoz), formado por un bosque natural y por un Jardín Botánico con multitud de especies plantadas, está declarado Parque Natural. Para quienes viajen por la zona su visita es inexcusable. Los sanfermines son algo excepcional, pero no la mejor ocasión para visitar Pamplona y tomarle el pulso

COMER El espectáculo que ofrecen las barras de los bares de Pamplona a las horas del poteo (mediodía y a partir de media tarde), totalmente cubiertas de pinchos de multitud de variedades, es capaz de despertar el apetito al fraile más sobrio. Las calles que rodean la plaza del Castillo están repletas de bares con abundante oferta de pinchos y casas de comidas con menús bastante asequibles y bien preparados. La animada calle de San Nicolás, a la que se llega descendiendo una escalinata desde la plaza, reúne una nutrida representación de tabernas y restaurantes.

160


Ruta 19: RECORRidO CiRCuLaR dESdE PaMPLONa vital (durante las fiestas el pálpito es propio al de un severo infarto). Es una ciudad cuya visita nunca defrauda. además, se come muy bien. Almandoz y Lesaka son localidades encantadoras, de fuerte carácter vasco-navarro, como Saint-Jean-Pied-dePort. Hondarribia es la localidad más hermosa del País Vasco. El lugar donde detenerse para darse un baño si la canícula aprieta en verano es la playa de Hondarribia.

n LA RUTA 1 PAmPLONA

El nombre de Pamplona es universalmente conocido: se menciona Pamplona y la imaginación se llena de evocaciones sanfermineras; una y otra cosa son lo mismo en la mente de millones de personas de todo el mundo. El escritor norteamericano Ernest Hemingway, al convertir la fiesta en el centro de una de sus novelas más leídas, puso en marcha, aun sin quererlo, una gigantesca campaña de marketing y promoción de, entonces, una pequeña ciudad situada al margen de las grandes rutas turísticas. La fiesta dura unos diez días, pero los restantes 355 días del año es una ciudad tranquila, apenas sobresaltada por las masas de jóvenes ruidosos que se concentran en los bares del casco antiguo los fines de semana.

En cuestión de pinchos, la sidrería La Runa (Errotazar, 26; telf. 948 136 545), o al afamado Baserri (San Nicolás, 32; telf. 948 222 021). Para comer más formalmente, el restaurante del hotel Europa (Espoz y Mina, 11; telf. 948 221 800), junto a la plaza del Castillo, es el mejor de la ciudad, más allá de precio. En San Nicolás, 44-46 está el popular San Fermín (telf. 948 222 191), para comer cordero asado y otras especialidades locales. En Casa Paco (Lindachiguía, 20; telf. 948 225 105) se puede comer el menú más variado y completo de Pamplona. En el capítulo de los asadores destaca Olaverri (Santa Marta, 4; telf. 948 235 063), donde asan la carne a la vista del cliente.

161


La NaVaRRa VaSCa Y EL PaÍS VaSCO-FRaNCÉS VISITA Lo ideal es hacer aquí parada y fonda pero si se decide seguir adelante es aconsejable dedicarle, como mínimo, medio día, ya que a la visita de la parte histórica hay que sumar el tiempo para comer, puesto que nos encontramos en un lugar idóneo para ello. El mejor parking donde dejar la moto es el de la plaza del Castillo. La plaza del Castillo, con su quiosco en el centro y porticada por sus cuatro lados, marca el límite entre la ciudad vieja y el ensanche moderno de la ciudad donde abundan los paseos y los parques llenos de encanto. El casco antiguo es de grandes proporciones en relación con el conjunto de la ciudad, cuyos lados norte y este están trazados por las murallas, que se elevan en el borde mismo del cerro en el que se tiende la ciudad histórica. darse un paseo por sus calles es encontrarse, una y otra vez, con perspectivas mil veces vistas en los reportajes de los encierros; la sensación que produce a quien la visita por vez primera es que ya ha estado con anterioridad. En eso, sólo en eso, se parece a la ciudad de Nueva York. La catedral de Santa maría, de aspecto no demasiado atractivo pero de la que vale la pena visitar su extraordinario claustro gótico, y la bonita Casa Consistorial, con su famosísima fachada ya que desde uno de sus balcones se dispara el chupinazo que da comienzo a las fiestas de San Fermín, son dos de sus monumentos más notables.

164


Ruta 19: RECORRidO CiRCuLaR dESdE PaMPLONa

2 VALLE DE LA ULzAmA

Se toma la salida de Pamplona que cruza Burlada y Villava (pueblo natal de Miguelón induráin), poblaciones que forman parte del área de influencia urbana de la capital, para encarrilarse por la carretera a Francia por la N 121a. El primer tramo corresponde al valle de la Ulzama, una sucesión de suaves ondulaciones cubiertas de prados de un verde vivo, donde pastan vacas y ovejas. Extensas manchas de hayas se expanden por las laderas, descendiendo a veces hasta el nivel de la carretera, con ejemplares, algunos, de edad venerable. Los caseríos que salpican el paisaje ofrecen un porte hidalgo, seguramente efecto de sus proporciones, de su robusta sencillez y de la nobleza de algunos detalles como sus portalones y sus ventanales y esquinas con sillares de fina cantería. El paisaje y las casas encaladas de las aldeas que se atraviesan forman un conjunto de encanto inimitable que invita a rodar como paseando, oliendo a césped y a humedad del bosque. 3 PUERTO DE BELATE

El trayecto, que se tiende confortablemente a las amables ondulaciones del valle, cambia desde que se inicia el

Valle del Bidasoa

165


La NaVaRRa VaSCa Y EL PaÍS VaSCO-FRaNCÉS COMER Hondarribia resume en su oferta, en cuanto a diferentes posibilidades y categorías, la que ofrece todo el País Vasco: bares de pintxos, tradicionales y más actuales, restaurantes populares, algún que otro restaurante de campanillas, etc. Y todo ello en un espacio muy reducido, por lo que las posibilidades de éxito, a la hora de encontrar algo al gusto de cada cual, resulta una tarea no demasiado ardua. En Saint-Jean-Pied-dePort, Chez Edouard, en la place Charles de Gaulle (telf. 05 59 37 13 11), aunque el sitio más reputado es el restaurante Pyrineés que con sus tres menús de diferente precio (desde 45 €) permite controlar mejor el presupuesto disponible.

ascenso del puerto de Belate (847 m). a un lado hemos dejado la desviación que conduce al túnel. Quien se decida por seguir la ruta subterránea debe saber que es como quitarle el arroz a la paella. desde lo alto, la hermosa panorámica que se consigue incluye la de la carretera en su descenso hacia el valle; ésta forma un serpentín con vueltas y revueltas de casi 180º. Sólo cuando se alcanzan las tierras bajas se abre el paisaje y se aplaca el trazado. 4 VALLE DE BAzTáN

El primer pueblo con el que nos topamos en el descenso es Almandoz (hay que desviarse unos cientos de metros de la ruta), perteneciente al valle del Baztán. Lo forma un cogollo de hermosas casas de piedra lucidas con cal, entre las que no falta algún palacio. también es baztanés Oronoz, media docena de kilómetros más adelante. El único lugar de interés que ofrece la localidad es el Señorío de Bertiz, del que puede visitarse su Jardín Botánico. Consiste en una densa y húmeda masa forestal de más de 2.000 ha, constituida no sólo por hayas y robles, sino también por muchos ejemplares de especies exóticas traídos de todas las partes del mundo desde principios del siglo pasado por su impulsor, Pedro Ciga. El paseo resulta muy sedante, recomendable especialmente en los días calurosos del verano.

RUTÓmETRO km

0 PAMPLONA

km 33 Puerto de Belate (847 m) km 43 Almandoz km 49 Oronoz km 49 Señorío de Bertiz km 73 Lesaka km 79 Bera km 91 Irún km 96 Hondarribia km 178 St-Jean-Pie-de-Port km 204 Puerto de Ibañeta (1.050 m) km 206 Orreaga/Roncesvalles km 215 Alto de Mesquiriz (940 m) km 226 Puerto de Erro (810 m) km 254 PAMPLONA

166


Ruta 19: RECORRidO CiRCuLaR dESdE PaMPLONa Las últimas decenas de kilómetros antes de llegar a irún transcurren por el valle del río Bidasoa, un curvilíneo trayecto que sigue el dibujo que hace el río entre los barrancos que ha horadado. Sus aguas son apacibles y cristalinas; en ellas se reflejan las paredes arriscadas y las copas altas de los chopos y los álamos. 5 LA NAVARRA VASCA

Cuando el trayecto gana altura, el panorama se hace de un pintoresquismo montaraz soberbio: lomas de pasto verde, masas de árboles oscuros y los caseríos blancos, con los balcones pintados de vivos colores, desperdigados en los mejores oteros. Para llegar a Lesaka hay que desviarse poco más de 1 km, pero vale la pena. En esta población puede verse una extraordinaria representación del urbanismo y la casa popular vasco-navarra. un regato de agua clara cruza su caserío, un conjunto armonioso formado por hermosas casas de piedra que se levantan aprovechando las irregularidades del terreno. Especialmente vistosas resultan las que abren sus fachadas a la plaza del ayuntamiento, aunque las más antiguas se encuentran entre el río Onín y la iglesia de San Martín de tours, como la torre Zabaleta. Se regresa a la N 121a para llegar enseguida a Bera, y de aquí a Irún y Hondarribia, final del itinerario pirenaico. 6 HONDARRIBIA

Sería algo imperdonable pasar tan cerca de Hondarribia y no detenerse en ella ya que se trata de la localidad más hermosa de todo el País Vasco. Reúne toda la magia de las ciudades medievales bien conservadas, con sus murallas, sus calles adoquinadas y sus palacios y casas solariegas, de bonita piedra sillar en las que lucen los escudos de armas; y todo el encanto de los pueblos marineros del Cantábrico, con sus pintorescas casas de alegres balcones de madera, del mismo color que pintan los barcos; a lo que se une toda la fascinación de su emplazamiento, en la desembocadura del Bidasoa, que hace de frontera natural con el territorio francés y cuya impronta se deja notar en el estilo arquitectónico de las edificaciones residenciales más modernas. En la parte alta de la población, la que se recoge dentro del recinto amurallado, es donde se encuentran los edificios de más alcurnia y empaque, como el castillo de Carlos V (actualmente Parador de turismo), el Ayuntamiento y varios templos y palacios, algunos de ellos felizmente convertidos en alojamientos de nivel. La marina es lo que fue el barrio de pescadores (aún queda un pequeño puerto) y la calle de San Pedro es su sistema

DORMIR Los hostales más asequibles de Pamplona se sitúan en las calles de San Nicolás y San Gregorio, pero la ciudad ofrece numerosas posibilidades. Entre ellas: hotel Europa*** (Espoz y Mina, 11; telf. 948 221 800), junto a la plaza del Castillo; hostal Navarra (tudela, 9; telf. 948 225 164), con excelente relación calidad/ precio; hostal Bearán* (San Nicolás, 25; telf. 948 223 428), con sencillas pero confortables habitaciones. Especialmente recomendable es el hotel Residencia Eslava** (plaza Virgen de la O, 7; telf. 948 222 270). En el cruce de Oronoz está el hotel Urgain II** (cruce de ctra. Oronoz; telf. 948 592 198).

167


La NaVaRRa VaSCa Y EL PaÍS VaSCO-FRaNCÉS DORMIR En Lesaka hay posibilidad de alojarse en el hotel Bereau*** (Barrio Frain, 32; telf. 948 627 509) o en el hotel Atxaspi** (Bittiria, 24; telf. 948 637 536). Irún no es un lugar con encantos tan seductores como para quedarse a pernoctar; las vecinas Hondarribia o San Sebastián ejercerán una atracción sin competencia. Pero si el hambre o el cansancio se hacen irrefrenables, he aquí algunos datos que pueden servir de ayuda: hostal residencia Lizaso** (aduana, 5-7; telf. 943 611 600); de más nivel, el hotel Alcázar***, con aparcamiento (avda. iparralde, 11; telf. 943 620 900). a Hondarribia, con su porte de ciudad señorial, elegida durante mucho tiempo como destino vacacional por las clases pudientes, no le podía faltar establecimientos hoteleros de nivel, como el Parador de Turismo (instalado en el castillo; pza. de armas, 14; telf. 943 645 500), y la Casa del Obispo (pza. del Obispo, s/n; telf. 943 645 400). Pero hay otros alojamientos bastante más asequibles y espléndidos en instalaciones y ubicación. Muy recomendable, en el mismo centro del casco antiguo, el Palacete* (pza. de Gipuzkoa, 5; telf. 943 640 813). La moto se aparca en un callejón anejo.

168

nervioso central: aquí se alinean multitud de tabernas que son recorridas a diario por una parroquia tan devota como fiel. imprescindible hacer lo propio si se quiere tomar el pulso a este país desde su kilómetro cero. Muy cerca arranca el paseo Butrón, que es el paseo marítimo que conduce hasta la playa, donde se sitúan bastantes establecimientos hosteleros, para ágapes más formales que los de la calle San Pedro. Los barcos de recreo fondeados en las aguas del Bidasoa pertenecen a la vecina Hendaya; los propios se hallan en el puerto nuevo, junto a la playa. 7 POR EL PAÍS VASCO-FRANCÉS

desde irún entramos en Francia por la N10 (¡OJO, NO POR La autOPiSta a 63!). a unos 10 km, la turística Saint-Jeande-Luz constituye el primer eslabón de una larga fachada urbana que mira al Océano y que forman, sin solución de continuidad, las poblaciones de Biarritz y Bayonne. Si se está en ruta se sugiere evitar estas localidades, al menos durante la temporada alta, ya que los atascos circulatorios son proverbiales. En tal caso, en Urrugne (a 7,5 km de irún) nos dirigiremos a Ascain por la d4 y aquí iremos a dar a la d918 que nos llevará hasta nuestro destino en Saint-Jean-Pied-de-Port. La primera parte del trayecto, la que lleva hasta Cambóles-Bains, se hace por una pequeña carretera que discurre por un amable territorio cubierto de un sinfín de casitas que imitan a los caseríos vascos, pero exentas de toda actividad agropecuaria. al ser un área residencial, más que rural, parece que rodamos por un gran jardín sumamente cuidado.


Ruta 19: RECORRidO CiRCuLaR dESdE PaMPLONa Se pasa por la minúscula Espelette, desde donde parte una carreterita que, 7 km más adelante, cruza a España por el paso de dantxaria. de aquí hasta Zugarramurdi, con su famosísima cueva, apenas hay 3 km más. una corta desviación que no deja de tener su interés. desde Cambó-les-Bains la carretera (de mayor anchura que la que traíamos) va adentrándose en las primeras estribaciones de la cordillera pirenaica. Lo hace siguiendo el cauce del caudaloso río le Nive, que aporta su arbolado de galería a la frondosidad de la cuneta. El recorrido, más solitario, ondulado por curvas muy abiertas, es precioso. 8 SAINT-JEAN-PIED-DE-PORT

En la antigua peregrinación a Compostela, muchos de los caminos que cruzaban Francia con ese destino, confluían en la pequeña localidad de Saint-Jean-Pied-de-Port y, desde ella, arrancaba el Camino principal y más popular de todos, el que pronto se conoció, por razones obvias, como Francés. Es ésta una villa totalmente amurallada, a los pies de una ciudadela, en la que se asientan varios portales ojivales, donde se apiña un pequeño dédalo de calles entre las que destaca una a la que se asoman sus casas más antiguas (en una luce la fecha de construcción: 1510, cuando esta localidad todavía pertenecía a Navarra), y más vistosas, con amplios balcones cuajados de flores que aportan a los transeúntes la protección de los airosos alerones de sus tejados. además de alguna curiosidad, como la Cárcel de los Obispos (siglo xiii), los bajos están ocupados por multitud de tiendas de todo tipo en las que ni los peregrinos a pie, cargados como van, ni los que van en moto (sin espacio donde meter una aguja), podrán comprar nada.

En Saint-JeanPied-de-Port es recomendable el hostal Errecaldia, con vistas sobre el pueblo y el valle. dentro de la población está la maison Harria (6 Chemin taillapalde; telf. 05 59 37 09 74). también el hotel Central (pz. Charles de Gaulle; telf. 05 59 37 00 22).

CÁMPING En Eusa, a unos 7 km de Pamplona por la carretera a irún, se halla el Ezcaba, 2ª C (telf. 948 330 315).

Roncesavalles/Orreaga

169


España en Moto  

Rutas en moto por España

Advertisement
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you