Issuu on Google+

TRATAMIENTO TÉCNICO DE LOS DOCUMENTOS EN LA BIBLIOTECA ESCOLAR

Ana Nebreda

1

INTRODUCCIÓN Y ORIENTACIONES

Este documento pretende orientar de manera clara y concisa sobre los conceptos fundamentales que debemos saber y tener en cuenta a la hora del tratamiento de los documentos en la biblioteca escolar. Es importante recurrir a la bibliografía que se señala para leer y mejorar nuestra formación en este aspecto, porque de esa documentación se han extraído las ideas básicas que se exponen en estas orientaciones. - CD Bibliotecas Escolares editado por el MEC y que se utiliza como material para realizar el curso de Bibliotecas escolares que convoca el CNICE todos los años y es completísimo. - Web de la Dirección General de Enseñanzas Escolares y profesionales del Gobierno de Navarra, que tiene publicados documentos en la Colección Blitz, donde se abordan diferentes aspectos relacionados con la Biblioteca escolar , la lectura, la escritura ..., aportados por especialistas y expertos en estas materias. La colección blitz azul, está relacionada con los contenidos de organización de la biblioteca. - La Junta de Andalucía, en la web averroes, tiene un material buenísimo y enlaces a documentos imprescindibles relacionados con la Biblioteca escolar. Cuando entres en la página, para saber más sobre los aspectos que estamos trabajando, pincha en Organización. - C.P. Miralvalle de Plasencia tiene un apartado en su web, Entra en nuestra biblioteca, donde podrás ver el buen funcionamiento de la biblioteca escolar. Han recibido el premio a la Acción Magistral por su trabajo desde la biblioteca. - También podemos consultar en la Biblioteca digital Arias Montano, a través del apartado Colecciones y pulsando en Bibliotecas escolares. Encontraremos artículos de nuestro interés de todos los ponentes que han intervenido en las Jornadas de Bibliotecas de Extremadura, además de otros expertos.

La idea importante que nos ocupa, es que las Bibliotecas escolares deben estar organizadas, con criterios normalizados y comunes adaptados a nuestros alumnos, con el fin de poder identificar y localizar con facilidad cualquier documento, ya que el libre acceso, es una de sus características importantes.

Ana Nebreda

2

TRATAMIENTO TÉCNICO DE LOS DOCUMENTOS DE LA BIBLIOTECA ESCOLAR

PROCESO TÉCNICO El proceso técnico consiste en una serie de actuaciones y operaciones que realizamos sobre cada uno de los documentos que hay en la biblioteca para identificar el documento, poderlo localizar, y realizar su control cuando esté en circulación. Este proceso que va desde la compra del documento para el Centro, hasta que se pone en préstamo para nuestros lectores, le llamamos cadena documental. Es una de las tareas primeras y principales que deben realizarse en la organización de la Biblioteca escolar y en la que el Equipo de Biblioteca, deberá tener criterios claros para organizar debidamente cada una de las operaciones y tener tiempo para su realización. Trataremos los siguientes puntos: Recepción de fondos, registro y sellado. La Catalogación. El tejuelo. Clasificación Decimal Universal (CDU). La signatura topográfica en los libros de ficción. Orientar las lecturas en las obras de ficción. Forrado de libros.

Ana Nebreda

3

RECEPCIÓN DE FONDOS, REGISTRO Y SELLADO.

Una vez que comprobemos que los materiales adquiridos están en perfectas condiciones pasaremos a sellarlos. Es mejor utilizar un sello propio para la biblioteca que utilizar el del Centro. Conviene que el sello sea de pequeño tamaño, donde puede aparecer un dibujo o logo de la biblioteca y el nombre del Centro. El sello se estampa en la portada (página del libro en la que aparecen los datos de la cubierta y además el ilustrador, la editorial y el responsable de la traducción) procurando no tapar ninguna información ni ilustración. También se aplica en algunas páginas determinadas . El registro automatizado Las bibliotecas que disponen de un sistema informático no necesitan un libro de registro manual ya que el programa de ordenador se encarga de llevar esta contabilidad, asignando automáticamente el primer número disponible a cada ejemplar que se da de alta en el sistema. Este sistema agiliza las tareas de mantenimiento y control de los documentos de la biblioteca. En los sistemas automatizados la asignación del número de registro no se realiza en el inicio de la catalogación del documento, sino después, al introducir la información correspondiente a cada ejemplar. (Aparecerá en la última pantalla al catalogar el ejemplar con Abies) El nº de ejemplar lo asigna automáticamente Abies y el nº de registro lo debemos asignar nosotros al catalogar. Es recomendable que coincidan porque esto nos facilita la tarea, evita confusiones y saltos o vacíos en el libro de registro. Por otra parte, la identificación de ejemplares también se realiza por medio de un código de barras (asignado por el propio programa Abies) que tiene la ventaja de ser imprimido y leído por el escáner manual. El código de barras, que en Abies incluye la información del nº de ejemplar y la signatura topográfica, lo pegamos en la contracubierta, para saber los datos del documento con el lector óptico y que es tremendamente útil a la hora de realizar los préstamos y devoluciones. El programa informático de gestión de bibliotecas ABIES también permite imprimir el libro de registro de forma automatizada.

Ana Nebreda

4

CATALOGACIÓN

Se llama catalogación al conjunto de operaciones que sirven para describir un documento (ya sea libro, revista, vídeo, disco, etc.) de una manera abreviada. La catalogación sigue unas normas internacionales que deben conocerse para evitar organizar la biblioteca con criterios personales que impidan ser continuados por otras personas. Sin embargo es necesario simplificarlas y adaptarlas a las características de las bibliotecas escolares. Estas normas facilitan la tarea de organización y circulación de los materiales. La informatización permite hacer la catalogación con un mínimo conocimiento (que sin duda hay que tenerlo) de dichas reglas y permite ahorrar tiempo en las tareas bibliotecarias. ABIES es un programa de gestión de bibliotecas que ha sido diseñado por el Programa de Nuevas Tecnologías del MEC y que permite su distribución gratuita. Se ha realizado con el asesoramiento de bibliotecarios del MEC y de la Biblioteca Nacional, y cumple las normas bibliotecarias y en formato IBERMARC, que permite el intercambio de registros interbibliotecario. La informatización de la biblioteca es un proceso complejo que pondrá al descubierto deficiencias organizativas y será el momento de resolverlas. Los programas informáticos son herramientas que facilitan la gestión bibliotecaria y permiten tener más tiempo para la dinamización.

Ana Nebreda

5

La catalogación entonces, nos sirve para identificar el documento, facilitar su control y búsqueda, y asegurar su difusión.

Se incluyen tres tipos de datos: - Datos que describen externamente la publicación, es decir, que la identifican. (Datos Principales en Abies).Estos datos constituyen la descripción bibliográfica propiamente dicha. La mayoría de los datos que necesitamos para catalogar un libro los obtendremos de la portada (no confundir con la cubierta o tapa) que es la hoja que normalmente va detrás de la guarda (hoja en blanco) o de la anteportada (hoja en la que aparece el título). De la portada extraemos la información del autor, título, editorial, dibujante, traductor, edición, etc - Datos que describen internamente la publicación, es decir, su contenido.(Datos adicionales en Abies). Son los descriptores, encabezamientos de materias, códigos de clasificación, etc. El campo “Materias” de Abies, sirve para describir el contenido. Para asignar correctamente los descriptores determinamos el tema principal o el personaje o el género. Elegimos la palabra clave entre la lista de materias y escogemos la más similar que haya. Podemos detallar más de un descriptor. Esto será provechoso a la hora de extraer documentos que traten de un mismo tema o un personaje, para realizar un proyecto concreto y sobre todo, forma parte del proceso de la recuperación de la información en la biblioteca. - Datos que indican dónde se encuentra el documento en la biblioteca, es decir, lo localizan dentro de la colección ( Datos del ejemplar en Abies) : nº de registro, tipo de ejemplar (prestable, no prestable, restringido), ubicación (espacios de la biblioteca, aula...), etc. Una vez que se ha catalogado el ejemplar, imprimimos el tejuelo y el código de barras. Se aconseja catalogar un lote de libros e imprimir sus tejuelos y códigos de barras en orden para pegarlos inmediatamente y así agilizar el proceso.

Ana Nebreda

6

EL TEJUELO. Una vez que hemos sellado y catalogado el documento, le pondremos el tejuelo. Cada libro, tiene un tejuelo o pequeña etiqueta adhesiva que lo identifica y se coloca a 2 cm. de la parte inferior del lomo. En él aparece la signatura topográfica que nos informa, ordenado en columna de: el número de la CDU (Clasificación Decimal Universal, la materia de que trata el documento), las tres primeras letras en mayúsculas del apellido del autor y las tres primeras letras en minúscula del título. Esto permite ordenarlos en las estanterías alfabéticamente por autores y dentro del mismo autor, por títulos. Al introducir los datos del libro en Abies, el programa elabora automáticamente el tejuelo. Sólo habrá que elegir la opción Imprimir tejuelo y señalar el número de ejemplar o ejemplares. Literatura Lobel, Arnold “Días con Sapo y Sepo”

82 LOB dia

Música Navarro, Carles

78 NAV sup

“ Los supermúsicos”

CLASIFICACIÓN DECIMAL UNIVERSAL (CDU) En la mayoría de las bibliotecas del mundo se utiliza la CDU (Clasificación Decimal Universal) como sistema normalizado de clasificación temática general. La Clasificación Decimal fue elaborada por Dewey, bibliotecario americano. La CDU es un sistema de clasificación bibliográfica en el que tiene cabida y lugar todo el conocimiento humano. Su notación, basada en números arábigos, la hace independiente de cualquier idioma y alfabeto. Establece una tabla de clasificación numérica que ordena la temática general en diez clases, del 0 al 9. Cada documento trata de una materia, como nos indica el número de la CDU en el tejuelo, y que en los Centros de Infantil y Primaria no deben superar los dos dígitos. Como consecuencia, al importar registros bibliográficos de otras bibliotecas, es necesario adaptar la clasificación a la tabla que se utilice en nuestra biblioteca. Este será un aspecto importante que habrá que determinar antes de comenzar a catalogar.

Ana Nebreda

7

La utilización de una tabla simplificada debe complementarse con otras ayudas pedagógicas para que los lectores aprendan a "leer" los números de la clasificación y puedan moverse de forma autónoma por la biblioteca en busca de información. Sólo así se cumplirá el objetivo de facilitar a los lectores el libre acceso a los documentos. Para facilitar esta información a los chicos, asignamos un color a cada materia con su número correspondiente a la CDU (Clasificación Decimal Universal) y le ponemos al libro una pegatina rectangular del color correspondiente por encima del tejuelo, asociando la información numérica y de color a la materia. En la biblioteca debe haber un mural explicativo, en el que aparezcan relacionados materias, números y colores. La margarita de colores de la biblioteca escolar :

Para facilitar la comprensión y el uso de estos valores, podemos contar la siguiente historia: “Al principio, todos los saberes estaban mezclados 0 (Generalidades, enciclopedias y diccionarios) El hombre se paró a pensar cómo organizar todo esto 1 ( Filosofía, Psicología) Le parecía tan complicado, que se encomendó a los dioses 2 (Religiones ) Y decidió primero ver cómo se organizaban los seres humanos 3 (C. Sociales) * Después, miró a su alrededor y descubrió la Naturaleza 5 (Ciencias Naturales) Con muchos de los elementos que le rodeaban pudo construir y fabricar cosas 6 (Ciencias Aplicadas) Pero también necesitó tiempo para divertirse, jugar y crear 7 (Arte, Deportes, Juegos) Inventó la escritura y aprendió a leer y a comunicarse 8 (Literatura ) Y esto le ayudó a conocer el mundo y el pasado 9 (Geografía e Historia)”

Ana Nebreda

8

*La clase 4 se dedicó primero a la lingüística, pero en una reestructuración posterior quedó vacía. Mientras se decide su contenido (en foros internacionales, pues la CDU es una norma implantada en todo el mundo), la clase 4 puede ser utilizada en cada biblioteca como más convenga. Por ejemplo, puede contener una sección local, es decir, un conjunto de documentos sobre temas diversos, pero referidos siempre al municipio o provincia donde radique la biblioteca.

Señalizadores C.P. Miralvalle, Plasencia (Cáceres)

Marca-páginas de la Biblioteca Escolar del C.P. Gabriel y Galán, Cáceres.

Ana Nebreda

9

Podemos encontrar la tabla de la CDU adaptada a las bibliotecas escolares en varias de las webs que se recomienda leer y visitar. Este es un buen ejemplo:

CLASIFICACIÓN TEMÁTICA SIMPLIFICADA BASADA EN LA CLASIFICACIÓN DECIMAL UNIVERSAL Extraído del CD Bibliotecas Escolares del MEC. CNICE. Las categorías de la CDU deben adaptarse a las necesidades de cada biblioteca. Aquí presentamos una selección de las más frecuentes en la biblioteca escolar. Recomendamos que se utilicen solamente aquéllas que se juzguen necesarias por contar la biblioteca con una cantidad significativa de fondos referentes a ese tema. 0 OBRAS GENERALES 01 Bibliografías. Catálogos. 02 Bibliotecas y documentación. 03 Enciclopedias y diccionarios generales. 05 Anuarios. Directorios. 1 FILOSOFÍA 11 Metafísica. 13 Parasicología. Ocultismo. Magia. Espiritismo. 14 Sistemas filosóficos. 15 Psicología. 16 Lógica. Epistemología. 17 Moral. Ética. 2 RELIGIÓN 22 La Biblia. 23 Religión cristiana. Dogmas. Práctica religiosa y ritos. Organización e historia de la Iglesia cristiana. 29 Otras religiones: budismo, hinduismo, judaísmo, islamismo. Mitología clásica. 3 CIENCIAS SOCIALES 31 Demografía. Estadística. 316 Sociología. Medios de comunicación social. 32 Política. 33 Economía. Trabajo. Comercio. Banca y moneda. 34 Derecho. Legislación. 35Administraciónpública.Gobierno.Ejército. 36 Servicios sociales. Organizaciones no gubernamentales. 37 Educación. Enseñanza. 38 Turismo. 39 Etnología. Folclore. Usos y costumbres. Vida social. 4 Disponible

Ana Nebreda

10

5 CIENCIAS EXACTAS Y NATURALES 50 Medio ambiente. Ecología. 51 Matemáticas. 52 Astronomía. 53 Física. 54 Química. Mineralogía. 55 Ciencias de la tierra. Geología. Meteorología. 56 Paleontología. Fósiles. 57 Biología. Antropología. 58 Botánica. 59 Zoología. 592 Invertebrados. 594 Moluscos. 595 Insectos. 596 Reptiles. 597 Peces. 598 Aves. 599 Mamíferos. 6 CIENCIAS APLICADAS 60 Inventos y descubrimientos en general. (Cada invento en particular se clasifica en su tema) 61 Medicina. Salud. 62 Ingeniería mecánica y eléctrica. Tecnología. Máquinas. 621 Aparatos para telecomunicaciones 629 Transportes: automóviles, aviones, trenes, barcos, etc. Naves espaciales. 63 Agricultura. Silvicultura. Ganadería. Caza y pesca. 64 Economía doméstica. Gastronomía. Vivienda. Decoración. Vestido. 65 Industrias del libro. Filatelia. 66 Industrias químicas. 67 Industrias diversas (madera, cuero, textil, joyería, metal, papel, juguetes, etc.). Bricolaje. 68 Informática. 69 Industrias de la construcción. 7 ARTE, MÚSICA, JUEGOS, DEPORTES, ESPECTÁCULOS. 71 Urbanismo. Jardines. 72 Arquitectura. 73 Artes plásticas. Escultura. Cerámica. Numismática. 74 Artes aplicadas y artesanía. Manualidades. 75 Dibujo. Pintura. 76 Artes gráficas. Grabado. 77 Fotografía. 78 Música. (Se sugiere clasificar las grabaciones sonoras en las categorías que aparecen a continuación) 780 Música clásica: instrumental, coral, vocal. 781 Ópera y Zarzuela. 782 Música popular: country, flamenco, villancicos, etc.

Ana Nebreda

11

783 Blues y jazz. 784 Música latinoamericana. 785 Pop y Rock. 786 Cantautores. 787 New Age. 788 Bandas sonoras de películas. 789 Canciones infantiles. 79 Diversiones. Espectáculos. Juegos. Deportes. 791 Cine. (Se sugiere clasificar los vídeos y películas en las categorías que aparecen a continuación) 791-01 Dibujos animados. 791-02 Cómic. 791-03 Musicales. 791-1 Vida real. 791-2 Históricos y de guerra. 791-3 Aventuras. 791-4 Misterio y terror. 791-5 Humor. 791-6 Fantasía. 791-60 Cuentos maravillosos. 791-7 Ciencia, ciencia-ficción. 791-8 Animales como protagonistas. 791-9Religión. 792 Teatro (como espectáculo). Dramatización. Expresión corporal. Títeres. Teatro de sombras. 794 Juegos de mesa. 796Deportes.Juegosdemovimiento. 8 LINGÜÍSTICA. LITERATURA 80 Lingüística. Filología. 802 Inglés. 803 Alemán. 804 Francés. 804.9 Catalán. 805 Italiano. 806 Castellano. 806.9 Gallego. 807 Latín y griego. 809.1 Vasco. 82 Literatura. Historia de la literatura. (Se sugiere clasificar los libros de literatura infantil y juvenil en el 82 y los libros de literatura propiamente dicha en los números correspondientes a las diferentes literaturas: 820, 830, 840, 849, 850, 860, 869, 87, 891). 82-1 Poesía. Canciones. Rimas infantiles. Adivinanzas. Fábulas. 82-2 Teatro (como género literario). 82-3 Antologías de cuentos. 82-30 Libros de imágenes. Abecedarios.

Ana Nebreda

12

82-31 Narraciones de la vida real. 82-32 Narraciones históricas y de guerra. 82-33 Narraciones de aventuras (acción, oeste, piratas, viajes...). 82-34 Narraciones policíacas, de terror y de misterio. 82-35 Narraciones de humor. Chistes. 82-36 Narraciones fantásticas. Leyendas. 82-37 Narraciones científicas. Ciencia-ficción. 82-38 Narraciones de animales como protagonistas. 82-39 Narraciones de tema religioso. 82-4 Adaptaciones de clásicos. 82-5 Libros escritos por niños. 82-8 Miscelánea. 82-9 Cómic. Tebeos. 820 Literatura inglesa. 830 Literatura alemana. 840 Literatura francesa. 849 Literatura catalana. 850 Literatura italiana. 860 Literatura española. 87 Literatura griega y latina. 869 Literatura gallega 891 Literatura vasca. 9 GEOGRAFÍA. BIOGRAFÍAS. HISTORIA. 90 Prehistoria y arqueología. 91 Geografía. Exploración de tierras y países. 912 Atlas. 914 Geografía de Europa. 914.6 Geografía de España. 915 Geografía de Asia. 916 Geografía de Africa. 917 Geografía de América del Norte. 918 Geografía de América del Sur. 919 Geografía de Oceanía y Regiones Polares. 92 Biografías. Genealogía. Heráldica. 93 Historia universal. 931 Historia antigua. 940 Historia de la Edad Media, Moderna y Contemporánea. 946 Historia de España. 950 Historia de Asia. 960 Historia de Africa. 970 Historia de América del Norte. 980 Historia de América del Sur. 990 Historia de Oceanía

Ana Nebreda

13

LA SIGNATURA TOPOGRÁFICA EN LOS LIBROS DE FICCIÓN. Para distinguir los géneros podemos asociar una letra a las obras literarias correspondientes al número 82, de tal modo que aparezca en el tejuelo número y letra y que suelen distribuirse de manera conjunta en las estanterías: 82-N -para narrativa 82-P -para las recopilaciones de poemas, rimas y canciones 82-T -para las obras de teatro 82-C -para los cuentos 82-A -para los álbumes ilustrados 82-TBO -para tebeos, cómics... Puede haber otros géneros en nuestra biblioteca : historias de la vida real, relatos fantásticos, misterio, miedo, aventura... Podemos añadir un nuevo valor a la CDU en Abies desde Valores auxiliares pulsando en CDU o directamente en la catalogación en el apartado CDU. Al añadir un nuevo valor, señalaremos y pincharemos en la materia elegida ( en este caso el nº 8) y determinaremos en Nuevo valor el Código (qué queremos que aparezca en el tejuelo, por ejemplo 8-T) y la descripción ( en este caso, Teatro). Otra posibilidad, será realizar subdivisiones de estas lecturas asignando un número a cada género como aparece en la Tabla de la CDU antes descrita (Abies tiene ya esta posibilidad por defecto). 82-1 82-2 82-3 82-4 82-9

Poesía Teatro Narrativa Clásicos Cómics

En ambos casos, el Equipo de Biblioteca deberá determinar de qué manera quiere que sus libros de ficción tengan su tejuelo. Esta decisión también facilitará el hecho de colocar más claramente los diferentes géneros de manera agrupada y por tanto, de localizarlos. Estas serían dos opciones diferentes, de número y letra:

Teatro Jiménez Soria, Ángeles “!Atasco!”

82- T JIM ata

Poesía Fuertes, Gloria

82-1 FUE ver

“Versos Fritos”

Ana Nebreda

14

ORIENTAR LAS LECTURAS EN LAS OBRAS DE FICCIÓN. Vamos a clasificar los libros de ficción, el cuento y la narrativa, en diferentes grupos atendiendo a la madurez lectora. Los libros infantiles de poesía, teatro y cómic, se agrupan por género y bien señalizados en la zona de libros de ficción y no diferenciamos edad lectora. De este modo damos mayor protagonismo a los géneros en nuestra biblioteca y los localizamos más fácilmente. Este criterio debe ser acordado también por el Equipo de biblioteca. Los libros informativos no se clasifican por edad, ya que éstos tienen diferentes niveles de lectura, debido a su maquetación, tipos de letras, imágenes y fotografías, y a ellos pueden acceder desde nuestros alumnos más pequeños hasta los de cursos superiores, dependiendo del objetivo con el que se accede a ellos. El libro informativo lleva en su tejuelo el número y la pegatina de color correspondiente a la materia de que trata y se ubicará en una zona de la biblioteca especial para los libros informativos. Para clasificar las edades lectoras en la narrativa, podemos utilizar varios criterios: diferenciar los libros de ficción por ciclos educativos o hacer grupos más flexibles. Primeros lectores (de 3 a 6 años), lectores en marcha (de 7 a 9 años) , lectores avanzados ( de 10 a 12 años) y lecturas juveniles ( más de 12 años). Cada grupo de lectores se diferenciará con un color y se colocará una pegatina circular de ese color, en la parte superior del lomo del libro. •Primeros lectores

•Lectores avanzados

•Lectores en marcha

•Lecturas juveniles

Este es un criterio que orienta a nuestros lectores cuando entran en la Biblioteca y se encuentran con “un bosque de libros”; son puntos de lectura que orientan, pero hay que dejar claro, que el lector puede llevarse en préstamo el libro que desee, se corresponda con su edad o no. Es importante que las personas que se encargan de estar en la Biblioteca en los momentos de préstamos, puedan aconsejar y recomendar lecturas a los chicos.

El Equipo de Biblioteca deberá hacer una selección y clasificación acertada de acuerdo con los niveles lectores de los alumnos del Centro.

Ana Nebreda

15

FORRADO DE LIBROS Forrar un libro no sólo nos garantiza prolongar considerablemente la vida del mismo, además, mejora notablemente el aspecto de aquellos que están más usados (un auténtico “lifting” con resultados exitosos). Organizar un taller de forrado, con la colaboración de padres, madres y alumnos mayores, suele ser un acierto. En algunos Centros, los chicos se llevan a casa el libro para forrar. Hay diferentes opciones. Una vez que cada documento ha pasado por cada uno de estos procesos, estará ya disponible para ocupar un lugar en la biblioteca, ponerse en circulación y tener un espacio en nuestra memoria y experiencia lectora. Edad lectora

Código de barras

tejuelo

Identificación de materia por color

PARA CONSULTAR: - CD BIBLIOTECAS ESCOLARES. MEC. CNICE - http://www.juntadeandalucia.es/averroes/bibliotecaescolar/ - http://www.pnte.cfnavarra.es/profesorado/recursos/biblioteca/coleccion_blitz.php Serie azul: “Cómo organizar una biblioteca escolar” y “La CDU en los currículos escolares” - http://centros1.pntic.mec.es/cp.miralvalle/paginas/biblioteca/nuestra/nuestra.htm - http://www.educarex.es/bam/ (Biblioteca digital Arias Montano) - RUEDA, R. “Bibliotecas escolares”. Narcea,1998 Última revisión del documento : 9 de mayo de 2.008 Ana Nebreda: aned0000@sauce.pntic.mec.es

Ana Nebreda

16


Tratamiento técnico de los documentos de la biblioteca escolar