Revista Flora y Fauna No. 1/2020

Page 1

Ganadores del Concurso de fotografía revista Flora y Fauna 2019

Actualización de Áreas Protegidas administradas por Grupo Flora y Fauna Anfibio en peligro crítico de extinción

Conservación del manjuarí en la Ciénaga de Zapata



Sumario 05

no.1/2020

Actualización de Áreas Protegidas administradas por Grupo Flora y Fauna

EN LA FOTO: END DUNAS DE PLAYA PILAR © AMAURI RIVERA

autor: lic. yahumila hidalgo ceruto

conservación y manejo de los recursos naturales

10

Riqueza y abundancia de murciélagos en el Área Protegida Valle Río Canímar autores: lic. joel monzón, lic. melissa donnely, lic. humberto fernández, téc. alberto clark, lic. yisenia martínez

16

Anfibio en peligro crítico de extinción

fotorreportaje

32

Concurso fotográfico revista Flora y Fauna 2019 crónica de viaje

35

Develando los secretos de un cafetal autor: dany hernández hernández

autor: msc. roberto a. gonzález collazo

18

ecología y sociedad

Conservación del manjuarí en la Ciénaga de Zapata

40

autor: lic. yahumila hidalgo ceruto

autor: lic. andrés hurtado consuegra

22

Experiencia en la creación de viveros para la restauración ecológica de corales autores: adrián llánes domínguez, yasser suárez rodríguez, lillian marta asso camacho, luis muiño suárez

26

Erik Leonard Ekman: su legado al Sistema Nacional de Áreas Protegidas autores: dra. ramona oviedo, dra. ledis regalado, téc. bertha lidia loscano

Bambú sobre ruedas en zoológico cubano recursos naturales y uso sostenible

44

alcona apuesta por el equilibrio natural autor: ariadna poey sánchez

48

Enigma de la desaparición del caballo en América autor: dr. raúl e. serrate hernández

52

breves

54

campi

3


Editorial La revista Flora y Fauna, ha acompañado, en sus 24 años de creada, la evolución del Sistema Nacional de Áreas protegidas (snap). En todas sus ediciones se han mostrado a través de artículos científicos y textos periodísticos las acciones que se incluyen en el manejo de las áreas protegidas que conforman este sistema, lo que es parte de su historia y trayectoria. Una estructura que es reflejo de los cambios que en política medioambiental se suscitaron en Cuba desde mediados de la década del 90 del siglo pasado a partir de la creación del Ministerio de Ciencia Tecnología y Medio ambiente, con otras instituciones asociadas. El recorrido del snap hasta hoy, dirigido por el Centro Nacional de Áreas Protegidas ha atravesado por diferentes etapas. Pretendemos seguir desde nuestras páginas mostrando la consolidación del trabajo que en materia de áreas protegidas se hace en la nación. Al finalizar el año 2013 de un total de 211 áreas identificadas con valores para ser manejadas en función de la conservación bajo alguna de las categorías establecidas para el país, se encontraban 120 con administración, de las cuales 103 se encontraban aprobadas por el Comité Ejecutivo del Consejo de Ministros y 18 estaban en proceso de aprobación. En enero de 2019, fueron aprobadas 16 de estas 18 áreas. Hasta el año 2016 que se crea el Grupo Empresarial Flora y Fauna (geff), fue la Empresa Nacional para la Protección de la Flora y la Fauna la encargada de administrar el mayor porciento de áreas protegidas en Cuba. En la actualidadel geff es el encargado de administrar 85 áreas protegidas a través de cuatro de las nueve empresas que lo conforman. En la presente edición de la revista, actualizamos a nuestros lectores acerca de la legalidad, distribución y organización de estas áreas, algunas pinceladas de su historia y las acciones de manejo que en la actualidad se realizan en ellas.

Año 24, No. 1/2020

portada Neonato de tortuga verde f oto David Estrada

editora jefa Lic. Yahumila Hidalgo Ceruto

Revista para la divulgación de los valores de la biodiversidad, las áreas protegidas, la conservación de la naturaleza y temas afines.

Publicación semestral del Grupo Empresarial Flora y Fauna, Ministerio de la Agricultura.

4

FLORA Y FAUNA

director Comandante de La Revolución Guillermo García Frías

consejo editorial Lic. Gabriel Brull Puebla Ing. Loreta García Sardina MSc. Yanet Forneiro Martín-Viaña MSc. Marcia Elena Rodríguez Quintana Lic. Yahumila Hidalgo Ceruto contraportada Fondo marino en Laguna de Maya, Matanzas. f oto Luis Muiño

asesor es Dr. Vicente Berovides Álvarez Dr. Dennis Denis Ávila Dr. Alejandro Barro Dr. Gustavo Sosa

correcció n William Fernández traducció n Lic. Abel González Alayón (Agencia Cubana de Noticias) arte y diseño D. I. Amauri Rivera Rodríguez direcció n Calle 42. esq 7ma., #514, Miramar, Playa, La Habana Telf.: (53) 72031433, ext:137 revista@osde.ffauna.cu Las opiniones y criterios expresados en los artículos son responsabilidad de los autores.


© YOEL DE LA PAZ

Actualización de Áreas Protegidas administradas por Grupo Flora y Fauna

© YOEL DE LA PAZ

autores: yahumila hidalgo, ariadna poey

El Paisaje Natural Protegido Hanabanilla se encuentra en el Macizo Montañoso Guamuhaya (Sierra del Escambray) y ocupa territorios en los municipios de Cumanayagua y Manicaragua; limita al norte, este y noroeste, con el embalse Hanabanilla.

Su extensión incluye zonas de las provincias de Villa Clara y Cienfuegos. La flora endémica está ejemplificada por 101 especies, de las cuales el 15 % son consideradas exclusivas del Escambray. En la fauna se aprecian altos valores de biodiversidad.

el establecimiento de áreas protegidas constituye una de las herramientas fundamentales para la conservación de la naturaleza y, en particular, de la diversidad biológica. Por este motivo, en el año 2019 se aprobaron 16 nuevas áreas protegidas por el Consejo de Ministros de Cuba, a propuesta del Centro Nacional de Áreas Protegidas (cnap); lo cual se materializó en el acuerdo número 8540 del 24 de enero. Los sitios seleccionados pasaron a integrar el Sistema Nacional de Áreas Protegidas. El snap es de vital importancia para nuestro país, pues reúne al conjunto de las áreas naturales, terrestres y marinas de interés nacional, regional y mundial. Está dirigido por el Ministerio de Ciencia Tecnología y Medio Ambiente (citma); y su misión es garantizar la protección y conservación, a largo plazo, de los recursos naturales y del patrimonio natural nacional para uso de las actuales y futuras generaciones, y propiciar el desarrollo sostenible del país. Para una mejor gestión 5


y control del snap se crea la Junta Coordinadora Nacional (Res. 146 de 2009 del citma), integrada por los máximos representantes de las entidades actores de las áreas protegidas, y constituye el órgano de coordinación, que permite tomar decisiones de manera colegiada. Flora y Fauna como miembro permanente de la Junta Coordinadora Nacional del snap participa activamente en las reuniones que se realizan trimestralmente. Uno de los temas más debatidos es la necesidad de la vigilancia cooperada en función de la preservación de los valores de las áreas protegidas. Un paso importante en el snap fue la aprobación de inspectores eventuales en las áreas protegidas del Grupo Empresarial Flora y Fauna (Resolución 654 de 2018 del minag), en estos momentos se trabaja en la capacitación de técnicos y especialistas designados para que puedan aplicar la legislación vigente, explica Yanet Forneiro, especialista de la Empresa Nacional para la Protección de la Flora y la Fauna (enpff). Según el Plan del sistema nacional de áreas protegidas 2014-2020, se han identificado 211 áreas con valores para ser manejadas con fines de conservación bajo alguna de las categorías establecidas para Cuba. A finales de 2013 estaban aprobadas por el cecm 103 áreas protegidas (85,12 % de las áreas administradas) y el otro grupo de 17 áreas (14,87 %) se hallaba en diferentes escalas del proceso de aprobación legal, conforme al procedimiento establecido a este efecto, dirigido a alcanzar 100 % de reconocimiento legal de las áreas administradas (120). El acuerdo no. 8540 aprueba las 16 Áreas Protegidas siguientes: Según sus administradores: 1. Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente: a) Reserva Ecológica Pico San Juan, Cienfuegos. b) Elemento Natural destacado Cueva Martín infierno, Cienfuegos. 2. Ministerio de la Agricultura (minag): a) Reserva Ecológica Sierra de la Güira, Pinar del Río. b) Reserva Ecológica Caletones, Holguín. c) Elemento Natural destacado Dunas de Playa Pilar, Ciego de Ávila. d) Refugio de fauna Correa, Camagüey. e) Refugio de fauna Macurije-Santa María, Camagüey. f) Refugio de fauna Ciénaga de Lanier; Isla de la Juventud. g) Reserva Florística Manejada Matamoros-Dos Ríos, Holguín. h) Reserva Florística Manejada Laguna Larga, Camagüey. i) Paisaje Natural protegido Escalera de Jaruco, Mayabeque. j) Paisaje Natural protegido Valle de Yaguanabo, Cienfuegos. k) Paisaje Natural protegido Hanabanilla, Villa Clara y Cienfuegos. l) Área Protegida de Recursos Manejados Cayo Guajaba, Camagüey. 3. Consejo de la Administración Provincial de La Habana: a) Paisaje Natural protegido Isla Josefina, La Habana. 4. Ministerio de Cultura, a través de la Fundación Antonio Núñez Jiménez para la Naturaleza y el Hombre: 6

FLORA Y FAUNA

El Parque Nacional Pico Cristal se encuentra en la región físico geográfica montañosa de NipeCristal, en el Macizo Montañoso Nipe-Sagua-Baracoa y ocupa territorios en los municipios de Mayarí, Frank País y Sagua de Tánamo, en la provincia de Holguín y en el Segundo Frente, en Santiago de Cuba. La mayor altura del Macizo Nipe SaguaBaracoa es el Pico Cristal, marcado por la cota a 1 231 msnm. Esenciales estudios acerca de la rica flora de Pico Cristal fueron realizadas por el botánico sueco Erik Leonard Ekman. Actualmente se define que la flora del lugar presenta 577

especies, distribuidas en 91 familias botánicas. La Eosanhthe Cubensis Urban es una de las especies que fue colectada por este eminente científico en Sierra del Cristal. El ejemplar se encuentra como parte de la colección del herbario nacional.

El Refugio de Fauna MacurijeSanta María (Camagüey) está en la llanura costera de la región suboriental del país, en los municipios de Vertientes y Florida de la provincia de Camagüey. Forma parte del sistema lagunar más extenso de Cuba: la Ciénaga Litoral del Sur, que tiene valores ecológicos y económicos

nacionales y regionales. Algunas lagunas pueden llegar a ser muy productivas de algunos grupos de peces y crustáceos, como camarones y jaibas. Alberga 127 especies de aves, entre las que se destacan por su abundancia, las acuáticas. Ejemplo: Patos, Zarapicos, Garzas, Cocos y Flamenco rosado.

El área fue declarada como el primer Parque Nacional de Cuba el 12 de abril de 1930, por el Decreto Presidencial 487, categoría que ha mantenido hasta la actualidad. Recordando la fecha se celebra en Cuba cada 12 de abril el Día de las áreas protegidas.


Fig. 1: Áreas Protegidas administradas por el Grupo Empresarial Flora y Fauna ACTUALIZACIÓN DE ÁREAS PROTEGIDAS ADMINISTRADAS POR GRUPO FLORA Y FAUNA

7


a) Elemento Natural Destacado Paleocaverna Bellamar, Matanzas. De las 16 áreas aprobadas, 12 son administradas por el minag, y de estas, 10 por la enpff (las que aparecen marcadas con un punto rojo en la Fig. 1) que pertenece al Grupo Empresarial Flora y Fauna (geff). De estas 10 áreas aprobadas, 4 constituyen áreas núcleo (Sierra de la Güira, Correa, Laguna Larga y Ciénaga de Lanier) de áreas ya administradas. El geff se crea en 2016 mediante la Resolución 38 del Ministerio de la Agricultura (minag) y reúne actualmente a 10 empresas: la Empresa Nacional para la Protección de la Flora y la Fauna; la Empresa Cubana de Zoológicos; Empresa para la Conservación de la Ciénaga de Zapata (ecocienzap); Empresa Flora y Fauna Sancti Spíritus; Empresa Pecuaria Maraguán; Empresa Ardo; Murgas, Empresa Flora y Fauna Santiago de Cuba, alcona s.a. y la Empresa Logística y Servicios Integrales de Flora y Fauna. El Grupo Empresarial Flora y Fauna (geff), administra actualmente, 85 áreas protegidas. (Fig 1) Una de ellas con administración coordinada enpff-Centro de Investigaciones y Servicios Ambientales y Tecnológicos (pn Mensura-Pilotos), otra por una junta de administración ecocienzap-Empresa Pesquera Ciénaga de Zapata (pn Ciénaga de Zapata) y una tercera formando parte de una Junta de Administración que preside la Asamblea Municipal del Poder Popular (Península de Zapata). El cnap reconoce a Flora y Fauna como empresa líder y de mayor experiencia en materia de protección de áreas protegidas en Cuba, que administra actualmente el 71 % de las 120 administradas en la Isla, con una distribución a todo lo largo y ancho del país, que incluyen zonas de gran valor e importancia ecológica, explica la especialista Yanet Forneiro. A partir de la estructura actual del Grupo Flora y Fauna la distribución de la administración de las áreas por sus diferentes empresas quedaría de la manera siguiente: enpff

administra 71 áreas, Flora y Fauna Sancti Spíritus administra 5 áreas, ecocienzap 5, y Flora y Fauna Santiago, 4. El Decreto Ley 201/99, del Sistema Nacional de Áreas Protegidas define a las áreas protegidas como «partes determinadas del territorio nacional, declaradas con arreglo a la legislación vigente e incorporadas al ordenamiento territorial, de relevancia ecológica, social e histórico-cultural para la nación y en algunos casos de relevancia internacional, especialmente consagradas, mediante un manejo eficaz, a la protección y mantenimiento de la diversidad biológica y los recursos naturales, históricos y culturales asociados, a fin de alcanzar objetivos específicos de conservación y uso sostenible.» (cnap, 2013) Los espacios protegidos atesoran los más variados recursos naturales, especies de su flora y fauna que solo podrán ser encontradas en estos sitios. Constituyen, además, las más importantes reservas genéticas de discímiles formas de vida existentes en nuestro espacio y que contribuyen a restablecer el equilibrio natural, o donde ha sido afectado por el hombre y fenómenos naturales. Son fuentes de vida, que requieren de una celosa protección. El primer territorio legalmente establecido en Cuba como área protegida fue el Parque Nacional Sierra del Cristal, situado en los términos municipales de Mayarí y Sagua de Tánamo, de la entonces provincia de Oriente, el 12 de abril de 1930. El fundamento de su creación (actualmente conocido como Parque Nacional Pico Cristal) fue su valor como reserva forestal, por el valor de las maderas y el grado de conservación de los bosques de pinares presentes en ella por Decreto Presidencial 487/1930 (Ruiz, 2017). El actualmente Parque Nacional Pico Cristal, administrado por la enpff perteneciente al Grupo Empresarial Flora y Fauna, celebra en este año su 90 aniversario.

Cocodrilo americano

Trabajadores del Grupo Flora y Fauna recorren la Ciénaga de Lanier como parte del monitoreo de especies

Manatí

8

FLORA Y FAUNA

El Refugio de Fauna Ciénaga de Lanier forma parte del Área Protegida de Recursos Manejados y Sitio Ramsar Sur de la Isla de la Juventud. La Ciénaga de Lanier resulta el segundo mayor humedal de agua dulce de Cuba, después de la Ciénaga de Zapata. Además de su gran diversidad y buen estado de conservación, contiene huellas de culturas precolombinas que habitaron el lugar. Las principales formaciones

vegetales son el bosque semideciduo, manglar y herbazal de ciénaga. La Ciénaga de Lanier se destaca por la presencia del manatí (Trichechus manatus manatus), constituye un valioso hábitat para el desarrollo de peces dulceacuícolas, conviven el cocodrilo cubano (Crocodylus rhombifer) y el cocodrilo americano (Crocodylus acutus) y es sitio de hábitat y reproducción de numerosas especies de aves.


© DANY HERNÁNDEZ

En su porción oeste se desarrollan actividades de turismo asociadas a la Cueva de Los Portales, que es un paso subterráneo del río San Diego. En esta cueva radicó la comandancia de Ernesto (Che) Guevara durante la Crisis de Octubre, en 1962, y ha sido declarada Monumento Nacional. Aledaño a ella hay un centro de recreación con una base de campismo. En la porción sur se ubica la Estación Biológica del Área Protegida y un sendero ecoturístico especializado en la observación de aves.

Bibliografía c nap (Centro Nacional Áreas Protegidas). 2013. Plan del Sistema Nacional de Áreas Protegidas 2014-2020. Centro Nacional Áreas Protegidas, Ministerio de Ciencia Tecnología y Medio Ambiente. La Habana, Cuba. 78. PP Ru iz , I. (2017). Las Áreas Protegidas de Cuba. Centro Nacional de Áreas Protegidas, La Habana, Cuba.24.PP

© YOEL DE LA PAZ

La Reserva ecológica Sierra de la Güira se localiza en la Provincia de Pinar del Río, en el extremo oriental de la Sierra de los Órganos. Es una de las zonas núcleo y a su vez sitio de conservación del Área Protegida de Recursos Manejados Mil Cumbres. Se destacan aves edémicas como Tocororo (Priotelus temnurus), Ruiseñor (Myadestes elizabeth), Carpintero Verde (Xiphidiopicus percussus), Cartacuba (Todus multicolor) y Tomeguín del Pinar (Tiaris canorus).

La aprobación de este grupo de áreas protegidas por el el Consejo de Ministros, contribuirá sin dudas a ampliar los programas para la conservación de la biodiversidad de forma integrada y en la solución de las acuciantes problemáticas medioambientales de hoy, como la pérdida de la biodoversidad, el cambio climático y la necesidad de sostenibilidad en la agricultura y en el uso de los recursos marinos. El Sistema Nacional de Áreas Protegidas despliega acciones integradas, que se insertan en la Estrategia Nacional sobre la Diversidad Biológica, como plataforma en la cual se incluye toda la actividad relacionada con la conservación y el uso sostenible de la biodiversidad del país. El Grupo Empresarial Flora y Fauna continúa aportando su experiencia en materia de administración de áreas protegidas, ahora con un manejo de estas que se ejecuta a través de cuatro de sus 10 empresas. A partir de sus potencialidades y peculiaridades, cada una de ellas trabaja, además de las actividades propias relacionadas con la conservación de la biodiversidad y otros recursos naturales, en el desarrollo de servicios como el turismo de naturaleza, producción de carbón y otros derivados de la agricultura. Un manejo eficiente y sostenible de estas zonas protegidas, también aporta recursos al desarrollo de la economía nacional. No se concibe hoy prosperidad posible, si no existe una mirada de respeto y cuidado hacia el medio ambiente.

Update of protected areas managed by Flora and Fauna Business Group In 2019, 16 new protected areas were approved by the Cuban Council of Ministers, at the proposal of the National Center for Protected Areas. The selected sites are now part of the National System of Protected Areas, which has 211 identified zones. These areas are places in the national geography that, due to their ecological, social

and historical-cultural relevance for the nation and the world, require that category, in order to achieve specific conservation and sustainable use objectives. The Flora and Fauna Business Group (geff) manages 85 protected areas, and has great leadership and experience in the care of protected areas in Cuba. Among the new sites selected for protection, geff added to those it already has the Ciénaga de Lanier Wildlife Refuge on the Isle of Youth, the Escalera de Jaruco Protected Natural Landscape in Mayabeque, the Yaguanabo Valley

Protected Natural Landscape in Cienfuegos, the Hanabanilla, Villa Clara, and Cienfuegos Protected Natural Landscapes. Many of Cuba's protected areas are internationally important because of the values they hold and the management of their natural resources. For that reason, some are Biosphere Reserves recognized by the United Nations Educational, Scientific and Cultural Organization, others are Ramsar sites, some have the title of Important Bird Areas and two are World Heritage Sites.

ACTUALIZACIÓN DE ÁREAS PROTEGIDAS ADMINISTRADAS POR GRUPO FLORA Y FAUNA

9


conservación y manejo de los recursos naturales

Riqueza y abundancia de murciélagos en el Área Protegida Valle Río Canímar (1) Programa para la Conservación de los Murciélagos en Cuba (pcmcu) (2) Sociedad Espeleológica de Cuba (sec) (3) Fundación «Antonio Núñez Jiménez» de la Naturaleza y el Hombre (fanj) (4) Centro de Servicios Ambientales de Matanzas (csam) (5) Universidad Camilo Cienfuegos de Matanzas (umcc)

10

FLORA Y FAUNA

autores: lic. joel monzón gonzález 1,2,3 lic. melissa donnelly 1, lic. humberto fernández ramos 1,2,5, téc. alberto clark rivas 1,2,5 lic. yisenia martínez muñoz 1,2,5 fotos: proyecto cubabat


Introducción Los quirópteros, conocidos comúnmente como murciélagos, representan el segundo orden de mamíferos más diverso después de los roedores. Actualmente, se conocen más de 1300 especies de murciélagos en todo el mundo. En Cuba, este orden está conformado por 34 especies de las que 26 se encuentran vivientes y 8 en estado fósil (Mancina & Borroto-Páez, 2011). De estas, el norte de la provincia de Matanzas cuenta con 22 especies (Monzón et al., inédito). Estos mamíferos habitan prácticamente en todos los ecosistemas y se les puede encontrar perchando en cuevas, follaje de los árboles, en oquedades de troncos secos de árboles y palmas, estructuras arquitectónicas tales como túneles, puentes, edificios viejos, etc. Los murciélagos tienen una gran variedad de hábitos alimentarios, dependiendo de lo que consumen se dividen en seis categorías: insectívoros, polinívoros o nectarívoros, frugívoros, carnívoros, ictiófagos y hematófagos. En Cuba los gremios tróficos están constituidos por 19 especies insectívoras (73.1 %), 4 especies polinívoras-nectarívoras (15.4 %), 2 especie frugívoras (7.7 %) y 1 especie ictiófaga (3.8 %) (Silva, 1979). De esta manera, estos mamíferos participan activamente en el reciclaje de nutrientes y energía en el ecosistema. Debido a su abundante y alto consumo de alimento, los murciélagos actúan como reguladores naturales de poblaciones de invertebrados, principalmente de insectos perjudiciales a la salud humana y a la agricultura, y como importantes dispersores de semillas y polen de muchas especies de plantas. Por tanto, los murciélagos por su diversidad de forma y papel ecológico, influyen directamente sobre el funcionamiento de los ecosistemas y la recuperación de hábitat perturbados (Aguirre, 2007), siendo estos los principales dispersores de semillas y efectivos polinizadores de plantas, ayudando a la regeneración de los bosques. Los murciélagos son indicadores del estado de conservación de los ecosistemas (Kalko et al., 2001). El conocimiento de la fauna que habita las áreas protegidas es de vital importancia para su manejo y conservación. Los murciélagos, constituyen el grupo de mamíferos autóctonos más diverso del archipiélago cubano y representan

el 75 % de los mamíferos terrestres nativos de Cuba (Silva, 1979). Hasta la fecha, el conocimiento sobre la composición de las especies de murciélagos que habitan la región norte de la provincia de Matanzas resulta insuficiente (Silva, 1979). El presente trabajo tiene como objetivo brindar la información recopilada durante los últimos tres años como parte de proyectos de investigación en el Área Protegida Valle Río Canímar. Los estudios se basaron en la caracterización de la comunidad de murciélagos de dicha localidad. Materiales y métodos Área de estudio El Área Protegida Valle Río Canímar, con categoría de manejo Paisaje Natural Protegido (pnp) se localiza en la región noroccidental de la provincia de Matanzas, en la cuenca hidrográfica del río Canímar, vinculado a su curso inferior, justamente en la intersección del Paralelo 23° 02’ y el Meridiano 81° 09’ (Fig. 1). Esta área posee un buen estado de conservación, presentando diversidad paisajística, en la que se evidencia la presencia del relieve cársico y variedad de formaciones florísticas bien conservadas, posee una superficie aproximada de 538.30 ha y comprende parte de los municipios Matanzas, Cárdenas y Limonar. El estudio comprendió varias localidades del área protegida y se realizó en seis cuevas (La Eloísa, Cristales, Cazuela I y III, Centella y Abraham) y dos áreas boscosas (Sendero Solapas de Canimar y Sendero 4to Meandro) a través de muestreos mensuales de enero a diciembre del 2017. Métodos de muestreo Los métodos de captura empleados en los salones interiores de las cuevas fueron mediante jamos manuales y trampa de arpa, mientras el emplazamiento de redes de niebla fue utilizado en las zonas boscosas (Fig. 2 A, B y C). Fueron utilizadas varias redes, según correspondía, de 6, 9 y 12 metros de ancho por 2.5 metros de altura. Las mismas fueron instaladas al nivel del suelo; estas se colocaron en áreas abiertas, separadas aproximadamente a 30 metros. Las redes fueron abiertas desde el crepúsculo hasta la media noche, por espacio de siete horas y revisadas cada 30 minutos. Cada murciélago capturado fue colocado individualmente en una bolsa

Fig.1: Mapa de ubicación del Área Protegida (pnp) Valle Río Canímar, Matanzas, Cuba. Página anterior: Macrotus waterhousei volando. 11


Fig. 2: Métodos de muestreos. A: Jamos manuales, B: Redes de niebla, C: Trampa de arpa y D: Detector acústico

de tela, para posteriormente ser identificado (Silva, 1979) y (Baker, Groen and Owen, 1984) y pesado con una balanza marca Pesola (± 0.5 g), además se le registró el sexo, la edad relativa (adulto o subadulto, Anthony, 1988), la longitud del antebrazo utilizando un Caliper de Vernier marca Wiha (± 0.1 mm), se les registro además la temperatura superficial, empleando para esta variable una pistola láser marca MasterCraft (± 1.8 oC) y para la temperatura corporal se empleó un termómetro marca Exact (± 1.0 oC) y la presencia / ausencia de ectoparásitos (moscas Streblidae y ácaros). El esfuerzo de captura se estandarizó cada noche, multiplicando la longitud de todas las redes en metros (mts) por el total de horas muestreadas (hrs); al dividir el número de individuos capturados por el esfuerzo de captura (mts x hrs.), se obtiene un estimado de la abundancia relativa o tasa de captura por especie. 12

FLORA Y FAUNA

Además de las capturas con redes de nieblas, se realizaron muestreos acústicos en los meses de febrero, mayo, octubre y diciembre del 2017 en los Senderos Solapas de Canímar y 4to Meandro, utilizándose una estación de grabación compuesta por un detector de murciélago (Song Meter SM2BAT+ Wildlife Acoustics, Inc.). La estación se ubicó en un sitio dentro de la vegetación y el micrófono se colocó en un árbol a 2 metros de altura, con un ángulo de 45º con respecto al suelo y orientado hacia claros dentro del dosel del bosque (Fig. 2 D). En total se grabaron 28 horas de actividad nocturna de murciélagos en cada una de las localidades. Las señales grabadas fueron identificadas mediante el uso de llamadas de referencias y datos procedentes de bibliotecas de sonidos y de la literatura (Mancina et al., 2012). Resultados y discusión Se capturaron un total de 1186 individuos, pertenecientes a 13 géneros de 5 familias (Phyllostomidae, Vespertilionidae,


Natalidae, Mormoopidae y Molossidae), Las familias Phyllostomidae y Molossidae fueron las familias más representadas, resultando la primera la de mayor abundancia (533 individuos), seguida por Natalidae (158 individuos). El género Artibeus (Phyllostomidae) fue el más abundante, siendo A. jamaicensis la especie más representada, seguido de Nyctiellus lepidus (Natalidae), por otra parte se registraron llamadas de ecolocalización de las especies Tadarida brasiliensis, Eumops ferox, Nyctinomops laticaudatus y Nycticieus cubanus, las que fueron incorporadas al inventario (Tabla 1).

Tabla 1. Especies de murciélagos capturadas con redes de niebla, y detector acústico) de enero a diciembre de 2017, en el Área Protegida Valle Río Canímar

En todas las localidades muestreadas, fue registrada al menos una especie de murciélagos como se muestra en la tabla 2.

Tabla 2. Distribución de las especies dentro del Área Protegida; las abreviaturas se corresponden al nombre de las especies como aparecen en la Tabla 1

Al parecer de los murciélagos que utilizan las cuevas como refugio diurno, Artibeus jamaicensis y Nyctiellus lepidus presentan una amplia distribución en la región, ya que fueron

Fig. 3: Abundancia relativa de nueve especies de murciélagos capturados en el bosque semideciduo del Área Protegida Valle Río Canímar, Matanzas, Cuba. Las abreviaturas se corresponden al nombre de las especies como aparecen en la Tabla 1

capturadas en la mayoría de las localidades. Asimismo, fueron los más abundantes en las capturas (Fig. 3) y se observaron colonias numerosas dentro de las cuevas estudiadas. El número de especies conocidas para el Área Protegida Valle Río Canímar se mantiene en 13. Durante este estudio se obtuvieron cinco registros nuevos para dicha área, de estos, dos fueron detectados solo a través de sus llamadas de ecolocalización (Nyctinomops laticaudatus y Nycticieus cubanus). De las previamente listadas (Silva, 1979), cinco: Pteronotus macleayi, Pteronotus quadridens, Phyllonycteris poeyi, Brachyphylla nana y Nyctinomops macrotis no fueron registradas durante el presente estudio. Fueron capturadas seis especies de murciélagos, todas dentro de cuevas que utilizaban como refugios diurnos (Artibeus jamaicensis, Pteronotus parnelli, Nyctiellus lepidus, Macrotus waterhousei, Eptesicus fuscus y Mormoops blainvillei). A partir de este estudio se comprobó que los meses comprendidos entre mayo y julio correspondían con la actividad reproductiva, ya que muchas de las hembras capturadas en las diferentes localidades se encontraban gestantes o lactante, por lo que se sugiere que las visitas a los refugios se hagan en la temporada de septiembre a marzo. De las especies conocidas para el área en estudio, el 53.8% presentan poblaciones cavernícolas, por lo que la protección de las cuevas resulta una prioridad de conservación, pues se deben planificar y ejecutar acciones para garantizar la conservación de las poblaciones de murciélagos y a su vez asegurar los servicios ecosistémicos que ellos brindan. Dentro de los límites del Área Protegida Valle Río Canímar aún existen zonas con grandes posibilidades de desarrollo cavernario que no ha sido exploradas (Sector del 4to al 5to meandro del río), que por sus características pudieran servir de refugio a una importante quiropterofauna. Los monitoreos en estas zonas, así como en las cuevas conocidas, pudieran ser acciones necesarias para localizar y conservar sitios de refugios que son esenciales para la supervivencia y permanencia de las poblaciones de murciélagos de estas áreas protegidas. Durante los meses de junio y agosto se capturó un mayor número de individuos al parecer muy relacionado con los lluviosos, por lo que la disponibilidad de los recursos alimenticios se ve beneficiada (Fig. 4). Considerando todo lo anterior, el Área Protegida Valle Río Canímar, contribuye de manera importante a la diversidad

RIQUEZA Y ABUNDANCIA DE MURCIÉLAGOS EN EL ÁRES PROTEGIDA RÍO CANÍMAR

13


Especies de murciĂŠlagos estudiadas

Familia Natalidae: g- Nyctiellus lepidus

Familia Phyllostomidae: a- Macrotus waterhousei b- Monophyllus redmani c- Artibeus jamaicensis d- Phyllops falcatus

Familia Mormoopidae: h- Pteronotus parnelli i- Mormoops blainvillei

Familia Vespertilionidae: e- Eptesicus fuscus f- Nycticieus cubanus

14

FLORA Y FAUNA

Familia Molossidae: j- Molossus molossus k- Tadarida brasiliensis l- Nyctinomops laticaudatus m- Eumops ferox


Fig. 4: Número de murciélagos (N = 817) capturados con redes de nieblas entre enero y diciembre de 2017 en el Área Protegida (PNP) Valle Río Canímar, Matanzas, Cuba

de la quiropterofauna de la región norte de la provincia de Matanzas. El bosque semideciduo manifestó una gran riqueza y abundancia de quirópteros. Este tipo de vegetación posee especies vegetales que proveen sitios potenciales de refugio o percha para murciélagos donde, al mismo tiempo pueden alimentarse de flores, frutos e insectos (Fleming et al. 1994). Este trabajo permite ilustrar la importancia de los bosques de las riberas del cañón del río Canímar como hábitats que albergan una importante diversidad de quirópteros, proporcionándoles refugio y alimento.

Agradecimientos Este trabajo fue posible gracias al apoyo del Proyecto cubabat: Por la Conservación en Cuba, de los murciélagos y sus hábitats, de la Fundación Antonio Nuñez Jiménez de la Naturaleza y el Hombre. Agradecemos a los trabajadores del Área Protegida (pnp) Valle Río Canímar, al personal de la Oficina de Conservación de la ueb Flora y Fauna Matanzas por la colaboración y muy en especial a Rosa Amelia Santana Menéndez, al Centro de Servicios Ambientales de Matanzas (csam), por el apoyo para el desarrollo, realización y continuidad de este trabajo.

Bibliografía Aguirre, L. F. (ed.). 2007. Historia Natural, Distribución y Conservación de los Murciélagos de Bolivia. Editorial Centro de Ecología y Difusión Simón I. Patiño. Santa Cruz, Bolivia, 416 pp. Anthony, E. L. P. 1988. Age determination in bats. Pp. 47-58, en: Ecological and Behavioral Methods for the Study of Bats, (Ed. T.H. Kunz). Smithsonian Institution Press, Washington D.C. Baker, R. J., J. A. Groen and R.D.Owen (1984): Field Key to Antillean Bats. Ocasional Papers The Museum Texas Tech University (94): 1-15. Fleming T. y Sosa V. 1994. Effects of nectarivorous and frugivorous mammals on reproductive success of plants. Journal of Mammalogy 75: 845-851. Kalko E, Allen E., y Handley C. 2001. Neotropical bats in the canopy: diversity, community structure, and implications for conservation. Plant Ecology 153:319-333. Mancina, C. A. y R. Borroto-Páez. 2011. Lista taxonómica comentada de los mamíferos autóctonos de Cuba. Pp. 258263. En: Mamíferos de Cuba. (Eds. R. Borroto-Páez y C. A. Mancina). UPC Print, Vaasa, Finlandia. 271 pp. Mancina, C. A., L. García-Rivera, y B. W. Miller. 2012. Wing morphology, echolocation, and resource partitioning in syntopic Cuban mormoopid bats. Journal of Mammalogy 93: 1308-1317. Silva Taboada, G. (1979): Los Murciélagos de Cuba. Editorial Academia, La Habana, 423 p.

Mormoops en trampa de arpa

Wealth and abundance of bats in the Protected Area Valle Río Canímar The order Chiroptera is the second most diverse of the mammal groups, just second to rodents, comprising of more than 1300 species. Bats play fundamental ecological roles in the maintenance of ecosystems, as they are vital pollinators, seed dispersers, and agricultural pest controls. They are an important taxa when establishing the

diversity and richness of an area. The Protected Area Valle Río Canímar (Protected Natural Landscape) represents one of the important green spaces for the conservation of biodiversity in the province of Matanzas. However, knowledge of the bat fauna in this region remains very limited. The purpose of this study was to characterize the bat community throughout the Canímar River and canyon and as a result, the list of species detected in that area is presented. The area was surveyed monthly for a year using mist nets in the wooded areas, butterfly nets and harp traps at cave

roosts, and acoustic detectors for echolocation (SM2BAT+ Wildlife Acoustics, Inc.). A total of 817 individual bats were captured in mist nets during this period. In total, 13 genera and 13 species from families: Phyllostomidae, Vespertilionidae, Natalidae, Mormoopidae and Molossidae were recorded, with Artibeus jamaicensis and Nyctiellus lepidus being the most abundant species. Tadarida brasiliensis, Eumops ferox, Nyctinomops laticaudatus and Nycticieus cubanus were detected via acoustics and thus included in the species count. The months of the highest capture rate were July and August.

RIQUEZA Y ABUNDANCIA DE MURCIÉLAGOS EN EL ÁRES PROTEGIDA RÍO CANÍMAR

15


conservación y manejo de los recursos naturales

Anfibio en peligro crítico de extinción los anfibios constituyen el grupo de vertebrados terrestres con mayor endemismo en la isla (95%). Hasta el presente se han descrito 62 especies, la mayoría de las cuales tienen una distribución bastante limitada dentro del territorio. De los tres órdenes vivientes de anfibios, sólo uno, Anura, está representado en Cuba, siendo las especies que lo componen comúnmente conocidas como ranas y sapos. A su vez, la fauna cubana de anfibios está integrada por cuatro familias: Bufonidae (8 especies endémicas), Eleutherodactylidae (52 especies; 51 endémicas), Hylidae (1 especie autóctona), y Ranidae (1 especie introducida y establecida). Dentro del contexto del Caribe, Cuba es una de las islas con mayor diversidad de anfibios, sólo superada por La Española (64 especies). Las ranas del género Eleutherodactylus probablemente se originaron desde Suramérica en un solo evento de dispersión, hace 29 ± 47millones de años (Heinicke et al., 2007). La tasa más intensa de especiación debió ocurrir en Cuba y La Española. En el Oligoceno (23 ± 34 millones de años), la separación de Cuba, isla norte de La Española, y Puerto Rico, estableció el aislamiento de sus faunas, favoreciendo la diferenciación de subgéneros y grupos de especies en cada uno de los territorios insulares. El descubrimiento de las especies comienza en el siglo XIX por Johann Jakob von Tschudi (1838) con descripción de uno de los grandes sapos cubanos. Los franceses Constante Duméril y Gabriel Bibron describieron nuevos taxones para la ciencia en 1860 ± 1870, el herpetólogo norteamericano Edward Drinker Cope da a conocer siete nuevas especies, siendo su aporte el más importante de ese siglo. Familia Eleutherodactylidae Ranas de tamaño reducido (<15 mm) y aspecto compacto. Dedos cortos; discos digitales muy poco desarrollados. Hay 16

FLORA Y FAUNA

© CARLOS BORREGO

autor: msc. roberto a. gonzález collazo

Ejemplar de Eleutherodactylus symingtoni Arriba: Viñales, una de las zonas cársicas en la región occidental donde habita la especie Eleutherodactylus symingtoni

una amplia franja oscura en los costados de la cabeza y el cuerpo. Excepto la especie en A y B, las restantes tienen rayas dorsolaterales blancas y amarillas. Habitantes de la hojarasca de los bosques. Las vocalizaciones tienen un patrón parecido y algunas especies pueden confundirse acústicamente. Dentro de esta familia nos detenemos en la especie Eleutherodactylus symingtoni, especie endémica y en peligro serio de extinción. Descripción Es una especie de tamaño grande [machos: 58.7 mm; hembras (hasta 69 mm) (Estrada et al., 1989). Su cabeza es grande y ancha. Posee un abultamiento en forma de triángulo detrás del ojo (que cubre al proceso cigomático del hueso escamoso). Tiene una membrana timpánica más alta que ancha. Su cuerpo es robusto, totalmente cubierto por tubérculos y


gránulos, con excepción del vientre que es liso en su mayor parte. Discos digitales evidentes, redondeados, pero poco desarrollados. Una rana exclusiva de zonas cársicas en la región occidental, desde Santo Tomás, Sierra de Quemados, Viñales, provincia Pinar del Río hasta la Sierra de Camarones en Mayabeque, entre 78 y 441m s.n.m. Muy rara de observar. Habita en cuevas y refugios rocosos en bosques semideciduos y siempre verdes. desde el suelo o sobre rocas en las cuevas (Alonso et al., 2007). Se desconocen los detalles de su alimentación y reproducción. La mayoría de las localidades conocidas se ubican dentro de áreas protegidas, pero es de destacar que la mayor población conocida se localiza en una cueva de Rancho Azucarero, Artemisa y no cuenta con protección en el snap.

Justificación de los criterios Se recomienda declarar área protegida la región boscosa que rodea la Cueva el Basurero, Artemisa, así mismo deben implementarse corredores biológicos entre los casquetes de bosque semideciduos sobre mogotes en las provincias Mayabeque, Artemisa y Pinar del Río. Es necesario reducir las actividades antrópicas en las cuevas y zonas cársticas dentro del área de ocupación de esta especie. Deben implementarse estudios de su historia natural, especialmente sobre las características de su alimentación y reproducción, con vistas a futuros programas de mantenimiento en cautiverio. Son imprescindibles los censos y monitoreo para conocer el tamaño de sus poblaciones. La información disponible debe ser divulgada mediante programas de educación ambiental.

Rasgos distintivos Posee una coloración marrón oscura, marrón verdosa o marrón rojiza. Algunas zonas irregulares oscuras son más o menos evidentes. En la mayoría de los ejemplares hay un par de manchas claras y redondeadas en la mitad del dorso. Vientre y garganta oscuros con pequeñas manchas claras.

Grado de protección • pn Viñales (Pinar del Río) • aprm Mil Cumbres (Pinar del Río) • aprm Sierra del Rosario (Artemisa) Los datos anteriormente aportados se basan sobre estudios de campos, observaciones informales de campo y la literatura disponible.

Hábitat y comportamiento Esta especie es de hábitos nocturnos. Los machos vocalizan desde el suelo, sobre las rocas, muros en ruina de antiguos cafetales e incluso trepan en la vegetación hasta la altura de un metro. Varios individuos pueden escucharse en una noche, pero considerablemente espaciados, lo que pudiera deberse a que la especie está efectivamente declinando o a que los ámbitos territoriales son amplios. Al reproducirse o imitarse sus vocalizaciones, los machos seaproximan rápidamente hacia la fuente de sonido. La actividad vocal se ha registrado desde el crepúsculo hasta el amanecer, y a veces durante el día. Es petrícola y cavernícola. Es uno de los anfibios más raros de Cuba y se encuentra entre los más amenazados, aunque sus poblaciones se han subestimado debido al desconocimiento existente acerca de su biología y distribución. Esta rana se ha encontrado en el interior de cuevas y diferentes tipos de afloramientos calizos, tanto en zonas llanas como montañosas, siempre cubiertas de bosques.

Alonso, R., A. Rodríguez y R. Márquez. 2007. Sound Guide of the Amphibians from Cuba. ALOSA sons de la natura Audio CD &booklet: 46 pp. Estrada, A. R., J. Novo Rodríguez y L. V. Moreno. 1989. Redescripción de Eleutherodactylussymingtoni Schwartz (Anura: Leptodactylidae) del occidente de Cuba. Rev. Biol. 3: 155-165. Rodríguez, A. y R. Alonso. 1999. Eleutherodactylussymingtoni (Anura: Leptodactylidae) una especie en peligro de extinción. En E. Pérez, E. Osa, Y. Matamoros y U. S. Seal (eds.), Report on Conservation Assessment and Management Plan, Workshop for Selected Cuban Species: CBSG (SSC/IUCN), Apple Valley, Minnesota, USA. ——————. 2000. Threatened amphibians of Cuba. Froglog 37: 5-6. ——————. 2006. Geographic distribution: Eleutherodactylus symingtoni. Herpetol. Rev. 37: 237.

Amphibium in Critical Danger of Extintion Eleutherodactylus symingtoni Amphibians are the group of terrestrial vertebrates with the highest endemism on the island (95%). To date, 62 species have been described, the most of which have a rather limited distribution within the territory. Cuban amphibian fauna is composed of four families: Bufonidae (8 endemic species), Eleutherodactylidae (52 species; 51 endemic), Hylidae

Bibliografía

(1 species and Ranidae (1 introduced and established species). Within the Eleutherodactylidae family we stop at the species Eleutherodactylus symingtoni, an endemic and seriously endangered species. It is a large species [males: 58.7 mm; females (up to 69 mm) (Estrada et al., 1989). Its head is large. It has a dark brown, greenish brown or reddish-brown coloration. In most of the specimens there are a couple of light and rounded spots in the middle of the back. Dark belly and throat with small light spots. A frog exclusive to karst areas in the western region, from Santo Tomás, Sierra

de Quemados, Viñales, Pinar del Río province to the Sierra de Camarones in Mayabeque. Very rare to observe. It lives in caves and rock shelters in semi-deciduous and evergreen forests. Studies of its natural history should be implemented, especially on the characteristics of its feeding and reproduction. Censuses and monitoring are essential to know the size of their populations. Available information should be disseminated through environmental education programs.

17


conservación y manejo de los recursos naturales

Conservación del manjuarí en la Ciénaga de Zapata autor: lic. andrés hurtado consuegra 1 fotos del autor

(1) Empresa para la Conservación de la Ciénaga de Zapata (ecocienzap)

18

FLORA Y FAUNA

la estación hidrobiológica perteneciente a la Unidad Empresarial de Base de Conservación de la Empresa para la Conservación de la Ciénaga de Zapata, se concibió por Alfredo Nieto Dopico, quien se desempeñaba como Sub-Director de la Empresa a finales de 1989. Esta actividad formaba parte del desarrollo de la acuicultura, una de las líneas de trabajo que se gestaba en esa fecha. Teniendo en cuenta las actividades productivas que se desarrollarían en el medio hídrico del humedal con el uso de especies exóticas y nuevas técnicas de cultivo, la estación trabajaría tanto ex situ como in situ, en el desarrollo acuícola y la conservación de la ictiofauna endémica, la jicotea, el manatí y otras especies autóctonas, endémicas o no, que lo requirieran. Se previó siempre la vinculación con especialistas e instituciones foráneas, siempre que fuera posible y necesario.


La estación constituye una importante base para estudios sobre especies de fauna marina, sobre todo del Humedal, tanto para especialistas nacionales o foráneos, como para estudiantes universitarios de especialidades afines que acuden a la misma. Se ha establecido colaboración con centros de educación superior de Cuba, México, Estados Unidos y Japón, así como con proyectos conservacionistas internacionales, lo que ha permitido la elaboración de diversos artículos científicos y otras publicaciones, así como tesis de doctorado. Especies como el conocido pez gato (Clarias gariepinus), el manatí, el macabí (Albula spp), el cangrejo de tierra, Cardisoma guanhumi (Latreille) (Crustacea, Gecarcinidae) han estado en el punto de mira de estos investigadores. Actualmente en la estación se está gestando un proyecto de trabajo por la conservación de la jicotea cubana (Trachemys decussata). Hasta la fecha se han reproducido en esta Estación todos los peces endémicos que residen en el humedal, dirigiéndose los mayores esfuerzos al manjuarí, cuyas poblaciones en las regiones de su distribución histórica se encuentran muy diezmadas, este pez es una reliquia biológica de nuestra ictiofauna, pues los representantes actuales de esta familia están restringidos a siete especies desde hace unos 130 millones de años, se encuentran distribuidos en centro y norte América, pues los representantes que vivieron en otros continentes se extinguieron, nuestra especie solo existe en Cuba y donde eran abundantes son hoy muy escasos. En resumen, han sido persistentes en sobrevivir por millones de años, por lo que debemos contribuir a su conservación. El proyecto cuenta con financiamiento estatal, a través del fonadef. Se han desarrollado numerosas investigaciones sobre técnicas de manejo para la reproducción y desarrollo ex situ, como inducción del desove, desarrollo embrionario, eclosión de los huevos, crecimiento de larvas, alevines y juveniles, tipos de alimentos y alimentación de las crías, tratamientos de todas las patologías reportadas para esta y otras especies, lográndose resultados satisfactorios.

Hembra encabezando el grupo antes de desovar

Desove inducido del manjuarí 19


Manjuarí

(Atrastosteus tristoechus).

Se alimentan principalmente de peces, aunque también se han encontrado eventualmente restos de crustáceos, insectos y aves en sus contenidos estomacales. Las preferencias alimentarias dependen de varios factores, entre los que se encuentran la disponibilidad del alimento. En la etapa de larva y alevines prefieren insectos como las larvas de mosquitos, microcrustáceos y larvas de peces, pero con el desarrollo de los mismos se muestra una

Pez endémico de Cuba, la única isla de las Antillas que cuenta con un representante de la familia Lepisosteidae (Cuvier, 1825), cuyos integrantes actuales, siete especies están distribuidas en Centro-Norte América y Cuba. No han experimentado cambios evidentes respecto a los registros fósiles que datan

mayor preferencia por los peces. Su alimentación se realiza principalmente en la superficie. En cautiverio pueden adaptarse al consumo de dietas artificiales, carne de pescado y vísceras de mamíferos como riñón y corazón, cortada en pequeños trozos según el tamaño del pez. Los lepisosteidos presentan un comportamiento poco gregario,

del Cretácico, hace unos 130 millones de años, de ahí la terminología de «fósiles vivientes» utilizada por algunos para hacer referencia a los mismos. Sus poblaciones en el área de distribución histórica se encuentran muy diezmadas por alteraciones ecológicas, que incluyen desde la destrucción y transformación de los hábitats naturales, la contaminación de las aguas como consecuencia

pero, durante la temporada de reproducción, se les puede encontrar formando grupos. Cuando las hembras van a desovar encabezan los grupos de reproductores, haciéndose acompañar por varios machos hasta que se inician los movimientos típicos de la

del desarrollo socioeconómico, la pesca indiscriminada tanto de la especie como de los peces que le sirven de alimento, hasta la introducción de peces exóticos con fines comerciales que compiten por el alimento y por el espacio. El manjuarí habita en ríos, canales, esteros, y lagunas de agua dulce en la región sur occidental de Cuba, principalmente en la Ciénaga de Zapata, donde se cree existan las mayores poblaciones, y en la Isla de la Juventud (Vergara, 1992; Alfonso y Gutiérrez, 1995).

ovoposición, sincronizado con la expulsión del esperma de los machos. Ocurre así la fecundación de los óvulos y la formación de los huevos que se adhieren a la vegetación sumergida u otro sustrato natural o artificial.

Las crías resultantes de la reproducción en cautiverio se han utilizado en investigaciones tanto en la estación como por el Centro de Investigaciones Marinas de la Universidad de La Habana y especialistas foráneos, que han permitido enriquecer el conocimiento sobre la biología y manejo ex situ de la especie. La educación ambiental ha sido una prioridad de la estación desde sus inicios, tratando de vincular siempre a las personas de comunidades del territorio y de cualquier parte del país con su trabajo, una de las acciones más interesantes es hacer conciencia con ciencia, cada año se entregan en adopción ejemplares de manjuarí a personas que lo desean y que tienen condiciones, acompañado de información sobre la especie y recomendaciones para su mantenimiento en cautiverio; también se entregan a instituciones como escuelas, zoológicos, acuarios, e instalaciones de uso público y de otro tipo. Se cuenta además con el permiso para la exportación de una parte de la producción en cautiverio, como una fuente de ingresos para la Unidad; lo que permite afirmar que Estudio de larvas de manjuarí 20

FLORA Y FAUNA


Juveniles obtenidos en cautiverio, listos para ser liberados en el medio natural

Nidos artificiales colocados en estanque de desove

Conservation of the manjuarí in the Zapata Swamp The hydro-biological station belonging to the Business Unit of the Company for the Conservation of the Zapata Swamp was conceived at the end of 1989. This activity was part of the development of aquaculture, one of the lines of work being developed at that time. To date, all the endemic fishes residing in the wetland have been reproduced in this Station, with the greatest efforts directed to the manjuarí, whose populations in the regions of its historical distribution are very decimated, this fish being a biological relic of our ichthyofauna, since the

Niños liberando manjuaries criados por ellos, como parte de los programas de educación ambiental

el manjuarí «ha costeado su propia investigación», un buen ejemplo a seguir en el estudio de otras especies. Otras de las acciones ejecutadas por esta Estación es la liberación en áreas seleccionadas por contar con reportes de la presencia de la especie, de juveniles mayores de 30 cm, marcados, con fines de repoblación y estudio del comportamiento en vida natural. También se han monitoreado las poblaciones de los peces que habitan en el humedal, los autóctonos endémicos o no y los introducidos, prestando especial atención al Clarias, manteniendo un monitoreo sobre esta especie desde su llegada a la Ciénaga de Zapata en el 2001. El monitoreo del estado de las poblaciones silvestres del manjuarí en el área de distribución histórica constituye una prioridad para el futuro inmediato, para fundamentar una estrategia de trabajo para la conservación de esta especie.

current representatives of this family have been restricted to seven species for some 130 million years, they are distributed in Central and North America, since the representatives that lived in other continents became extinct, our species only exists in Cuba and where they were abundant they are very scarce today. In short, they have been persistent in surviving for millions of years, so we must contribute to their conservation. The offspring resulting from captive breeding have been used in research both at the station and by the Center for Marine Research and foreign specialists, which have enriched the knowledge about the biology and ex situ management of the species. Environmental education has been a priority for the station since its beginnings, always trying to link people from

communities in the territory and from any part of the country with its work. One of the most interesting actions is to raise awareness with science; every year, specimens of manjuarí are given for adoption to people who wish to do so and who have the necessary conditions, accompanied by information about the species and recommendations for its maintenance in captivity; they are also given to institutions such as schools, zoos, aquariums, and facilities for public use and others.

CONSERVACIÓN DEL MANJUARÍ EN LA CIÉNAGA DE ZAPATA

21


conservación y manejo de los recursos naturales

Experiencia en la creación de viveros para restauración ecológica de corales autores: adrian yánez domínguez (téc. conservación) 1 yasser suárez rodríguez (esp. ecosistemas marinos) 1 lilian marta asso camacho (guía de turismo de naturaleza) 1 luis muiño suárez (buzo) 1 (1) Refugio de Fauna Laguna de Maya, enpff, Matanzas

playa coral se encuentra ubicada en el Área Protegida con categoría de manejo «Refugio de Fauna» Laguna de Maya. Esta área se localiza al este-noreste y 9 km de la ciudad de Matanzas y al oeste del poblado de Carbonera. El acceso se realiza por la carretera antigua de Matanzas-Varadero. Forma parte del espacio de terrazas marino-costeras del norte de Matanzas, pertenecientes a la llanura cársica Habana-Matanzas, que alcanzan alturas hasta 5 msnm. Posee un sistema de lagunas costeras y zonas pantanosas-marinas con carso parcialmente desnudo y presencia de dolinas de diferentes tamaños. El paraje está formado por una laguna de agua salada que intercambia directamente con el mar a través de 3 canales y se extiende hasta la isobata de 100 m de profundidad. El área tiene una superficie de 966 ha totales, de ellas 565.70 terrestres y 400.30 ha marinas. La fauna marina está constituida por celenterados, anélidos, equinodermos, moluscos, crustáceos y peces. Se han identificado 149 especies de invertebrados, de ellos 33 especies de corales. (Fig. 1). La barrera coralina sufrió daños considerables por causa del huracán Irma en 2017 a los cuales podemos sumar los ocasionados por la acción indiscriminada del hombre y en un determinado período de tiempo estuvo severamente dañada. Hoy gracias al empeño y esfuerzo de nuestros especialistas, técnicos y trabajadores todos pertenecientes a la empresa Flora y Fauna ueb Matanzas, hemos comenzado a implementar en el área un proyecto de conservación de Ecosistemas Marinos el cual consiste en parte en la creación de viveros empleando fragmentos de corales. (Fig. 2). Estos viveros de corales poseen disímiles ventajas, particularmente sus costos relativamente bajos y sus métodos de baja tecnología. Para la creación y establecimiento de los viveros hemos tenido en cuenta una serie de factores como la identificación de un sitio adecuado para el establecimiento de los mismos, ya que en esto radica el primer paso crítico para garantizar el éxito en un programa de restauración como este. También 22

FLORA Y FAUNA

Fig 1. Fondo marino en Playa Coral


Fig 2. Puesta de fragmentos de Acropora cervicornis, recogidos del fondo del mar, en vivero para su crecimiento, Playa Coral 23


las condiciones ambientales tales como: disponibilidad de luz, temperatura del agua, salinidad, sedimentación y turbidez. En general se sugiere que los viveros se desplieguen a profundidades y en condiciones que se encuentren típicamente las especies que se cultivan. Existen varios prototipos propuestos para el establecimiento de viveros (Johnson et al 2011) algunos de los más usuales suelen ser:

En playa Coral se comenzó en el mes de octubre del 2019 con una experiencia de manejo en el cultivo de corales, específicamente con la especie Acropora cervicornis (cuerno de ciervo o cuerno de venado) (Fig.2). En dependencia de los recursos disponibles y a partir del estudio de los resultados de otras investigaciones de esta índole, se siguió una metodología de trabajo que consiste en la recolección de fragmentos de corales caídos al fondo del mar y su puesta en viveros fijos al fondo. Se colocaron alrededor de 200 de estos

Vivero flotante o de media agua: Los tipos de estructuras flotantes implican árboles de pvc. Pueden aumentar el crecimiento de coral y disminuir la prevalencia de enfermedades y depredación. (Fig. 3). Fijo al fondo (Vivero de Marco): Estas estructuras involucran marcos de malla de metal o plástico o estructuras de pvc que se unen al fondo marino con un sistema de anclaje. Siendo este último el más similar a las estructuras que fueron montadas en nuestra área. (Fig. 4). © ELIZABETH GOERGEN. NOVA SOUTHEASTERN UNIVERSITY

Fijo al Fondo (Vivero de Bloque): Son estructuras que aseguran los corales a bloques de cemento (Fig. 5). Estos diseños fueron empleados mucho en Florida, pero actualmente fueron remplazados por otros como viveros de líneas o árboles de corales.

Fig. 4: Ejemplo de una matriz de pvc fijada al sustrato

Fig.3: Árbol de pvc flotante utilizado para el crecimiento y la cría de corales cuerno de venado. Tavernier, Florida

Fig. 5: Módulo de vivero de concreto utilizado para criar Acropora cervicornis en un vivero in situ

© FUNDACIÓN DE RESTAURACIÓN DE CORAL

© ELIZABETH GOERGEN. NOVA SOUTHEASTERN UNIVERSITY

En viveros donde los fragmentos de coral quedan suspendidos se plantea que invierten toda su energía metabólica en el crecimiento, sin embargo otras investigaciones sugieren que un crecimiento más rápido del coral puede resultar en ocasiones en una reducción en la densidad del esqueleto del coral trayendo como consecuencia que los fragmentos sean más frágiles y propensos a la rotura (Resilience Network, 2020).

24

FLORA Y FAUNA


fragmentos en viveros, a los que se les da un seguimiento y mantenimiento periódico, que incluye limpieza de desechos u otros organismos que puedan adherirse a ellos e interferir en su adecuado crecimiento y desarrollo e inclusive su supervivencia. (Fig. 2). Hasta la fecha el 85 % de los fragmentos muestran crecimiento favorable y se tiene previsto su colocación directamente al sustrato (resiembra), lo que se realizará entre los meses de julio y agosto del presente 2020. Este proyecto tiene como objetivo comenzar a repoblar la barrera, pero no sin antes aclarar que será un proceso a largo plazo, pues los ciclos de desarrollo tienen un ritmo imposible de acelerar. La siembra de corales conlleva retos que van desde el impacto económico hasta el ambiental. Son los ecosistemas más diversos y biológicamente productivos del mundo marino, muy frágiles ante el cambio climático. La acción del hombre provoca daños producidos por colecta ilegal, buceo irresponsable, determinadas artes de pesca y contaminación por hidrocarburos y otras sustancias tóxicas, así como por el vertimiento de basura y escombros. Nuestro país está entre los que tienen mayor extensión de arrecifes en el Atlántico Tropical Occidental. La plataforma insular se encuentra rodeada por 3215 km de arrecife aproximadamente, que se distribuyen en el Golfo de Guanahacabibes, en el Archipiélago Sabana-Camagüey, en el Golfo de Batabanó y el Golfo de Ana María-Guacanayabo.

© LUIS MUIÑO SU'AREZ

Bibliografía Johnson, M.E, C. Lustic, E. Bartels, I.B. Baums. D.S. Gilliam, L. Larson, D. Lirman, M. W. Miller, K. Nedimyer, S.Schopmeyer. 2011. Caribbean Acropora Restoration Guide: Best Practices for Propagation and Population Enhancement. The Nature Conservancy, Arlington, VA [En línea] disponible en: http://reefresilience.org/es/wp-content/uploads/Johnson-et-al.2011-Caribbean-Acropora-Restoration-Guide.pdf [Consulta, Marzo 23 2020] Resilience Network, 2020. Viveros en Sitio [En línea] disponible en : http://reefresilience.org/es/restoration/coral-populations/ coral-gardening/field-based-nurseries/ [Consulta, Marzo 20 2020] Vivero de Acropora cervicornis en Playa Coral

Experience in the creation of nurseries for the ecological restoration of corals Coral Beach is located in the Laguna de Maya Protected Area with the category "Wildlife Refuge". This area is located 9 kilometers east-northeast bound from the city of Matanzas and west of the town of

Carbonera. It is part of the coastal-marine terraces in the north of Matanzas, belonging to the Havana-Matanzas karst plain. The area has a total surface of 966 ha, of which 565.70 are on land and 400.30 are in the sea. Within the marine fauna, 149 species of invertebrates have been identified, including 33 species of corals. Specialists from the protected area work on the ecological restoration of corals through the creation of nurseries. The study on Coral Beach began in October

2019. The work methodology consists of collecting coral fragments that have fallen to the bottom. About 200 of these fragments were placed in nurseries where they are monitored and maintained. Once these corals begin to be recovered in the nursery, the technique of placing directly to the substrate the same amount of fragments that proliferated in perfect state (reseeding) is used, which is planned for execution in July and August of the current 2020.

EXPERIENCIA EN LA CREACIÓN DE VIVEROS PARA LA RESTAURACIÓN ECOLÓGICA DE CORALES

25


conservación y manejo de los recursos naturales

© MADELYN MAYO BELTRÁN

Erik Leonard Ekman: su legado al Sistema Nacional de Áreas Protegidas en Cuba autores: dra. ramona oviedo, dra. ledis regalado y téc. bertha lidia loscano 1

(1) Instituto de Ecología y Sistemática (ies)Herbario Nacional (hac). citma

26

FLORA Y FAUNA

el eminente botánico sueco Dr. Erik Leonard Ekman nació el 14 de octubre de 1883 en el barrio Katarina, sur de Estocolmo, Suecia (tierra de botánicos) y fallece el 15 de enero de 1931 en Santiago de los Caballeros, República Dominicana. Ekman desembarcó en La Habana el 10 de abril de 1914 y debía continuar hacia Haití a la mayor brevedad posible, pero fue informado que había disturbios en La Española y la epidemia de la peste se estaba desarrollándose en la Isla, por lo que las comunicaciones en barco estaban suspendidas, entre otros contratiempos. Así es como Ekman, varado en La Habana, inició las exploraciones en Cuba. Rápidamente


Dr. Erik Leonard Ekman Izquierda: La Cuaba, Baracoa, es una de las numerosas áreas donde Ekman exploró, recolectó muestras y tomó datos

comienza sus recolecciones en La Habana, guiado por el Hno. León del herbario del colegio de «La Salle». Sus aportes al conocimiento de la diversidad vegetal cubana, en 10 años de exploración (1914-1924) y con muy pocos recursos, resulta referencia obligada para botánicos, conservacionistas y naturalistas, entre otros relacionados con el tema. El trabajo botánico desarrollado por el Dr. Erik Leonard Ekman en Cuba significó un importante paso en el conocimiento de la flora de cubana, a pesar de que a su llegada a la isla se estimaba que el conocimiento de nuestra flora era bueno dado los aportes de botánicos anteriores tan ilustres como Charles Wright (1811-1885), Francisco Adolfo Sauvalle (18071879), Nathaniel Lord Britton (1859-1934), John Adolph Shafer (1863-1918), Hno. Marie-Victorin-Conrad Kirouac (1885-1944), Hno. León-Joseph Silvestre Sauget (1871-1955), entre otros.

En su época fue el primero y más persistente que penetró en lugares muy apartados e inexplorados como los picos Palma Mocha, Turquino, Cuba y Suecia, Loma Joaquín, Loma Regino, entre otras localidades. Sus exploraciones cubrieron la mayor parte de la geografía cubana, con mayor énfasis en la región oriental donde advirtió un especial centro de la diversidad vegetal cubana. A la par, sumó a sus numerosas herborizaciones de alta calidad, notas sobre nombres comunes de plantas, de nombres geográficos y hasta pequeñas ilustraciones de flores, muy útiles hasta nuestros días. Entre otros elogios que recibió, Alain (1954) lo destaca como: «Explorador y Botánico Intrépido». Para Cuba el más importante legado de este insigne explorador de la flora cubana lo constituye el alto volumen de materiales de herbario recolectados por él en diversidad 27


Ejemplos de notas e ilustraciones de Ekman en materiales de Herbario

de ecosistemas, hábitats y localidades, durante su estancia en la isla por diez años, de conjunto con su obra publicada. Algunos autores como Borhidi (1993), refieren que su trabajo aportó 19212 números de herbarios y un total de 31 géneros y 910 especies nuevas para la ciencia. El conocimiento de la diversidad vegetal cubana se vio potenciado como nunca antes hasta esa fecha, por los resultados de las colectas de Ekman. Según Alain (1954), Ekman añadió a la flora cubana unos 25 géneros y 1000 especies. De estas, 850 fueron nuevas para la Ciencia. Numerosas especies y varios géneros llevan su nombre, por ejemplo, Ekmanochloa (Poaceae), Ekmaniante (Bignoniaceae), Ekmania (Asteraceae)y Myrtekmania (Myrtaceae, actualmente incluido como sinónimo del género Pimenta). Una representación valiosa de cerca de 2000 ejemplares de su colección en Cuba, se conservan hoy en el Herbario Nacional (hac), custodiado en el Instituto de Ecología y Sistemática (ies), del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (citma). Otro gran legado de la obra de E. L. Ekman en Cuba, aún poco reconocido y divulgado, es que identificó, visitó y exploró total o parcialmente, al menos 75-80 de las Áreas Protegidas aprobadas actualmente en el Sistema Nacional de Áreas Protegidas, tanto de significación nacional como local, cuando estas aún eran desconocidas como áreas de interés para la conservación de la diversidad vegetal cubana. Además, Ekman exploró, recolectó muestras y tomó datos en numerosas áreas, con disímiles valores de diversidad biológica, tipos de ecosistemas, paisajes y otros valores naturales 28

FLORA Y FAUNA

reconocidos, pero que aún no han sido favorecidas para las prioridades de manejo y conservación, tal es el caso de La Cuaba, en Baracoa; Alrededores de Nagua-arroyo Corojo en la Sierra Maestra; finca Toscano, en Bahía Honda; varias áreas de Mayabeque y la Isla de la Juventud, entre otros. El aporte al conocimiento de la diversidad vegetal cubana referenciado por Ekman a partir de los materiales herborizados, notas de campo y publicaciones, aún ha sido poco evaluado y socializado. Sin embargo, cuando se integra a

Ekmania lepidota, género monotípico, endémico del Yunque de Baracoa y dedicado a Ekman


otros valores de la naturaleza, los ecosistemas y los paisajes cubanos, se patentiza que los resultados del corto pero intenso trabajo de este botánico sueco en Cuba, han servido también de línea base para la identificación y fundamentación botánica de gran parte de los objetos de conservación botánicos y naturales, que justificaron la propuesta y aprobación de la mayor parte de las Áreas Protegidas cubanas actuales, así como para establecer categorías y prioridades de manejo tanto a nivel de especies, como de hábitats y ecosistemas. Como ejemplo de los diferentes tipos y diversidad biológica que ostentan las áreas protegidas prospectadas por Ekman, representadas en el mapa, se citan las mismas, agrupadas según Categorías de manejo de la uicn, gestionadas por el Sistema Nacional de Áreas Protegidas (snap) de Cuba. Téngase presente además que en algunos casos dentro una misma área protegida, Ekman recolecto varios sitios, o al menos más de una localidad: • Reserva Natural rn: Las Peladas • Parque Nacional pn: Guanahacabibes, Viñales, Ciénaga de Zapata, La Mensura-Piloto, Pico Turquino, Pico

Bayamesa, Desembarco del Granma, Pico Cristal, A. de Humboldt • Reserva Ecológica re: Sierra de la Güira, La Coca, Los Indios, Mogotes de Jumagua, lomas de Banao, Siboney-Justicí • Elemento Natural Destacado end: Pan de Guajaibón, Yunque de Baracoa • Reserva Florística Manejada rfm: San Ubaldo Sabanalamar, Sierra Peluda-Cuabales de Cajálbana, San Marcos, Abra del Río Cojímar, Sabanas de Santa Clara • Refugio de Fauna rf: Ciénaga de Lanier, Humedales sur de Los Palacios, Bermeja, Canales de Hanábana • Paisaje Natural Protegido pnp: Valle del Río Cojímar, Río Ariguanabo, Escalera de Jaruco, Hanabanilla, La Gran Piedra, Estrella-Aguadores • Áreas Protegida de Recursos Manejados aprm: Península de Guanahacabibes, Mil Cumbres, Sur de la Isla de la Juventud, Reserva de la Biosfera Sierra del Rosario, Ciénaga de Zapata, Cayo Sabinal, Reserva de la Biosfera Baconao, Cuchillas del Toa.

Figura 1. Ejemplos de Áreas Protegidas en Cuba, exploradas por E. L. Ekman entre 1914-1924. Categorías de Manejo de acuerdo a la IUCN y el SNAP de Cuba

Neobracea ekmanii

Podocarpus ekmanii

ERIK LEONARD EKMAN: SU LEGADO AL SISTEMA NACIONAL DE ÁREAS PROTEGIDAS EN CUBA

29


Figura 2. Lugares de interés botánico en la Isla de la Juventud

Psychotria naguana. Otra especie dedicada a Nagua, colectada allí por Ekman y que no ha sido colectada después por ningún botánico

Otra cuestión importante resulta que algunas de las especies que Ekman recolectó, hoy solo se conocen de su única recolecta, otras se localizan puntualmente o ya están desapareciendo, a la vez que la mayoría de las especies que él registró, hoy constituyen objetivos priorizados de conservación y manejo en las áreas protegidas y su entorno. Por tanto, el Sistema Nacional de Áreas Protegidas tiene la mayor posibilidad y responsabilidad de mantener vivo ese 30

FLORA Y FAUNA

legado histórico sobre los principales núcleos que albergan diversidad de ecosistemas, riqueza vegetal cubana, así como paisajes característicos de nuestra naturaleza, visualizado y documentado por Ekman a través de sus herborizaciones y notas por toda Cuba. Entre las regiones que fueron exploradas más exhaustivamente por este naturalista, está el caso de la Isla de la Juventud (antes Isla de Pinos). A pesar de la complejidad para llegar, moverse y demás aseguramientos logísticos, numerosas localidades fueron exploradas por Ekman del 16 de octubre al 8 de diciembre 1920 en este lugar (casi tres meses sin salir de allí), y que próximamente se cumplirán 100 años de su paso por ese territorio,sin embargo la mayoría de los sitios y especies registradas por él, aún resultan desafíos de actualización de conocimientos para botánicos, ecólogos, y conservadores entre otros naturalistas. Otra región explorada por E. L. Ekman, mayormente en 1922 y casi inexplorada por botánicos de las generaciones sucesoras hasta la actualidades la zona de Nagua (marcada con dos estrellas roja en la figura 1), al norte de la Sierra Maestra. Aquí existen varias localidades de importancia natural, fuera de áreas Protegidas y que los datos de las exploraciones de Ekman son la referencia botánica principal hasta nuestros días, ejemplo de éstas localidades son: arroyo corojo, arroyo Bayajá, loma Vigía, potreros y sabanas río Yara, arroyo del Perú, arroyo del Cristo, arroyo Jiménez, entre San Felipe y Nagua, Sur de Nagua entre otros. Sus cartas atestiguan que, a pesar de las grandes dificultades por las que pasó, encontró una gran satisfacción en sus fantásticas colecciones botánicas del Caribe, nunca antes logradas. En 1926, desde Haití, E. L. Ekman escribía: «Me reconforto con el hecho que doy lo mejor de mi dónde estoy ahora y dejo que la aprobación de mi conciencia sea compensación suficiente. Sin duda nací para ser lo que soy, un aventurero moderno, un caminante errante en la tierra verde de Dios».


Eugenia Naguana. Especie encontrada en Zona de Nagua por Ekman

A 116 años de la llegada de E. L. Ekman a Cuba, donde derrochó por 10 años, vocación, entrega y sacrificios sin límites, para documentar la riqueza y diversidad vegetal cubana, unido al alcance científico de su obra, aún poco reconocida y valorada integralmente en la isla de Cuba, resulta importante divulgar y socializar cada día los aportes del trabajo de E. L. Ekman en la naturaleza cubana, destacándolo como uno de los botánicos más intrépidos que han estudiado la flora de Cuba y las Antillas. Su temple de acero, su tenacidad aprueba de fracasos, son un ejemplo que ha de animar al que lucha contra circunstancias poco favorables, sobre todo tratándose de la Ciencia, destaca Alain (1954). Ekman fue un innegable precursor del Sistema Nacional de Áreas Protegidas de Cuba, puro ejemplo de dedicación, entrega y abnegación en condiciones económicas precarias, que las actuales y futuras generaciones de naturalistas deben enarbolar como paradigma a seguir.

Erik Leonard: his legacy to the National System of Protected Areas in Cuba The eminent Swedish botanist Dr. Erik Leonard Ekman (1883-1931) was born in southern Stockholm, Sweden and died in Santiago de los Caballeros, Dominican Republic. He arrived in Havana in 1914 headed to Hispaniola and was stranded in Havana by an outbreak that prevented him from reaching his destination. That is how Ekman began his botanical explorations in Cuba. Ekman's work in Cuba (1914 and 1924), meant an important step in the knowledge of the flora

Bibliografía Alain, Hno. 1954. Ekman, explorador y botánico intrépido. Mem. Soc. Cub. Hist. Nat. 22: 361-377. Borhidi, A. 1974. Mapeando en Cuba. Gondolat, Budapest. 252pp. Borhidi, A. 1993. La importancia de Erik Leonard Ekman en la exploración de la flora de Cuba. Act. Bot. Hung. 38 (1-4): 5-19. Ciferri, R. 1931. Erik L. Ekman. Nuovo Giorn. Bot. Ital. XXXVIII: 363-370. Ekman, E. L. 1929. En busca del monte Tina. El alpinismo en la República Dominicana. 277-292. Hakansson, T. 1986. El botanista sueco en el Pico Suecia. Ibero americana, Nord. J. Latin. Amer. Stud. 16: 611-684. Howard, R. A. 1952. The society of plant taxonomist` splaque honor ing. Erik L. Ekman. Bull Torrey Bot. Club 79: 80-84. Jiménez, J. de J. 1996. Dr. Erik Leonard Ekman, memorias botánicas. Ed. Central. República Dominicana. León, Hno. 1918. Las exploraciones botánicas en Cuba. Mem. Soc. Cub. Hist. Nat. 3: 178-224. León, Hno. 1923. Una excursión al Pico Turquino. Mem. Soc. Cub. Hist. Nat. 6: 127-140. León, Hno. 1931. Erik Leonard Ekman. Rev. Soc. Cub. Geogr. IV: 60-61. Moscoso, R. M. 1931. Noticia acerca del Dr. Erik Leonard Ekman. Santiago, Rep. Dom. Pp. 1-19. Samuelson, Gunnar. 1931. Erik Leonard Ekman. K. Svenska Vetensk. Arsb.for ar. 1931: 353-376. Urban, I. 1921. PlantaeHaitiensesNovaevelrariores a E. L. Ekman 1917 lectae. Ark. F. Bot. 17(7): 1-72. Urban, I. 1923. PlantaeCubensesnovaevelrariores a E.L. Ekmanlectae. I. Symb. Ant. 9: 55-76. Urban, I. 1926. PlantaeHaitiensesnovaevelrariores II a E. L. Ekman 1924. lectae. Ark. F. Bot. 20 (5): 1-65. Valverde, N. 1916. La subida al Pico Turquino. Interesante entrevista de un corresponsal nuestro con el Dr. Erik L. Ekman. Rev. Soc. Cub. Hist. Nat. 1: 8-10. Webster, G. L. 1952. Botanical excursion to the Sierra Maestra, Cuba. Asa Gray Bull. I: 137-143.

of Cuba. He was the first one to reach very remote and unexplored places. He collected some 19,212 herbarium numbers, yielding a total of 31 genera and 910 new species for Science. A valuable representation of around 2000 specimens of his collection is preserved today in the National Herbarium (HAC), of the Institute of Ecology and Systematics. Ekman visited and explored, in whole or in part, at least 75-80 of the currently approved Cuban protected areas, both of national and local significance. In addition, he collected samples and took data in other areas with diverse natural values. The contribution to the knowledge of Cuban plant diversity, referenced from the herbarium specimens and Ekman's

notes, have established a baseline for the identification and botanical foundation of many of the current protected areas, as well as to establish categories and management priorities both at the area, ecosystem and species levels. Many of the taxa that Ekman collected even today constitute prioritized conservation and management objects in protected areas. Ekman is recognized as one of the most intrepid botanists who have studied the flora of the Antilles. His legacy highlights him as an undeniable precursor of the National System of Protected Areas of Cuba, a pure example of vocation and total dedication, which current and future generations of naturalists must raise as a paradigm to follow.

ERIK LEONARD EKMAN: SU LEGADO AL SISTEMA NACIONAL DE ÁREAS PROTEGIDAS EN CUBA

31


fotorreportaje

Concurso fotográfico revista Flora y Fauna 2019 Nuestra publicación convocó en 2019 al primer Concurso de fotografía revista Flora y Fauna 2019. El certamen se propuso que los participantes mostraran en imágenes la labor del Grupo Empresarial Flora y Fauna. Las obras finalistas fueron mostradas en una exposición cuya apertura (febrero 2020) fue el espacio escogido para la entrega de las premiaciones.

La muestra tuvo como sede la galería Espacio Abierto, sede de la revista Revolución y Cultura en La Habana. Se entregaron tres premios y tres menciones. Felicitamos a los participantes y ganadores y los invitamos a seguir captando desde el lente, la belleza y los valores de la naturaleza cubana.

1er. Lugar David Estrada

2do. Lugar Gerardo Orozco

32

FLORA Y FAUNA


3er. Lugar

F'elix Figueroa

Flora and Fauna Magazine 2019 Photo Contest

Mención

Félix Figueroa

Mención Orlando Más

In 2019, our magazine called for the first Flora and Fauna Magazine Photography Competition. The contest proposed that the participants show in images the work of the Flora and Fauna Business Group. The finalist works were shown in an exhibition whose opening (February 2020) was the space chosen for the awards ceremony. The exhibition was held at the Espacio Abierto gallery, the headquarters of the Revolution and Culture magazine in Havana. Three prizes and three mentions were awarded. We congratulate the participants and winners and invite them to continue capturing the beauty and values of Cuban nature through their lens.

Mención

Abelardo Allán

33


34

FLORA Y FAUNA


crรณnica de viaje

Develando los secretos de un cafetal

autor y fotos: dany hernรกndez hernรกndez

35


cuando se viaja rumbo a Varadero, desde Matanzas, es casi inevitable que nuestra mirada se detenga en una valla a la derecha de la carretera, a pocos metros del puente Antonio Guiteras o Canímar: «Cafetal La Dionisia a 5 Km». En mis andares por la Isla en busca de nuevos derroteros fotográficos nunca me había detenido en este punto de la geografía Yumurina, pese a mi curiosidad reiterada ya que el logo de la Empresa Flora y Fauna, en el anuncio, me enviaba un mensaje subliminar de una posible relación con la naturaleza, y eso ya era suficiente motivo para mí. Con las primeras luces de un día cualquiera, decidí poner mi ruta hacia La Dionisia y descubrir que secretos escondía este letrero al borde de la carretera, y aceptar su sutil invitación. Son solo 5 km, decido hacer el tramo a pie con la esperanza de «cazar» alguna imagen en el trayecto. La estrecha carretera me conduce por el corazón de Indaya, comunidad a las márgenes del río Canímar, compuesta por pintorescas y rústicas casitas que describen las diferentes culturas de muchas regiones del país que han hecho aquí un lugar común. Los vestigios de civilización moderna quedan atrás, mis pasos desandan ahora un camino polvoriento, custodiado a sus lados por antiguas cercas de piedras ocultas en ocasiones por arbustos silvestres. Una agradable sensación de viajar en el tiempo me inunda los sentidos. ¿Creen que exagero? . Eso pensé yo también, hasta que me encontré ante el gran pórtico de madera con la inscripción Cafetal La Dionisia y más adelante la fecha de 1820.

36

FLORA Y FAUNA

Me encuentro en una hermosa finca campesina. Indiscutiblemente aquí el tiempo pareciese haberse detenido en el siglo xix. Pero la historia de este lugar comienza un poco antes, a finales del 1791, cuando se produce la sublevación de esclavos en Haití, la que fue acompañada de saqueos yejecuciones, provocando la fuga de miles de colonos blancos hacia Luisinia, Cuba y otras regiones.Cuentan que uno de estos colonos, el Francés Francisco Rubbier Duran, compra estas tierras (130 hectáreas), con la intención de dedicarlas al cultivo de café, plátanos y piña. Un hombrecito pequeño sale a mi encuentro, con una mano se quita el sombrero de yarey y con la otra me invita a un saludo. Su rostro se dibuja con una sonrisa y muchas arrugas, su suave voz me dice: «Buen día, soy Nemesio, te contaré la historia de mi casa»... Nemesio Guillén Suárez, excelente anfitrión, disfruta contar a los viajeros la historia acumulada entre estas paredes. Nemesio la supo a través de su padre, quién la escuchó a su vez de boca de un viejo esclavo de 108 años que visitaba su casa. El anciano me cuenta que la casa fue construida en el 1820. Con un marcado estilo francés, aún conserva algunos elementos de su construcción original que luchan con el tiempo, como lo son las orejas donde se colgaban las cortinas para que no le diera sol a la casa; y los horcones que se mantienen en su sitio como antaño. Bajo estos se observan las mismas piedras volcánicas que fueron mandadas a tallar por el Francés a Canarias.


Nemesio Guillén, cronista de La Dionisia

Mi mirada curiosa se detiene en unas paredes de piedra, parecen barracones. Guillén se da cuenta de mi interés y redirige sus pasos hacia el lugar explicándome de que se trata. Me cuenta que, en efecto, eran los barracones de esclavos. Grandes raíces de centenarios árboles han abrazado algunas de las paredes, tal vez, para esconder las tristes historias de los negros esclavos que vivieron aquí. Había cuatro habitaciones destinadas al apareamiento forzoso, proceso que comenzó a practicarse a partir de que España firmara un tratado de no más esclavos en Cuba. Su objetivo era mantener la esclavitud y funcionaba de la siguiente manera: tenía algunos negros para sementales, se sacaban de la dotación las mejores mujeres para madre, las traían aquí donde estaba el negro semental o padre y les daba un tiempo para que hicieran el amor a la fuerza. DEVELANDO LOS SECRETOS DE UN CAFETAL

37


Ruinas de los barracones del antiguo cafetal

Cuando las negras estaban en días de parir, eran llevadas a la maternidad, 4 habitaciones, con 4 camitas cada una donde las esclavas venían a tener a sus hijos. En la habitación contigua, explica mi anfitrión, estaba el criadero de criollitos, a donde traían a los niños. Unas esclavas los cuidaban mientras las demás iban a trabajar. La Dionisia aún guarda más secretos, pero los veremos más adelante. El aroma de café recién colado, usando métodos tradicionales de antaño, nos obliga a una parada en nuestro recorrido por la historia. Para ser sinceros este fue uno de los momentos que más disfruté en este paradisiaco lugar. Degustar con calma de este delicioso café, en uno de los bancos de madera a la sombra con tanto verde y silencio, y tanta tranquilidad ya se siente como motivo suficiente para regresar, en busca de estas mismas sensaciones. Luego de un rato, en el que creo que hasta dormí unos minutos, convenzo a mi amigo Nemesio para continuar con el recorrido. En esta ocasión nos encontramos frente a una extraña maquinaria de madera, es la Noria. Esta es la única que se conserva en perfecto estado en Cuba. Este sistema se utilizó para extraer agua del pozo, el cual tiene 58 m de profundidad, para surtirle agua a los lavaderos de café. Es un aparato que me recuerda los diseños de Leonardo Da Vinci, un gran tambor de madera que gira en su eje tirado por caballos o mulos, una cuerda se enrolla en el tambor haciendo subir un cubeta atada en su otro extremo dentro del pozo, ingenioso de veras. El sol pone sus sombras fuertes en el paisaje campestre de La Dionisia, es medio día y hora de almorzar. La oferta 38

FLORA Y FAUNA


El Cafetal La Dionisia cuenta historia y tradiciones del café en Cuba

gastronómica de acá está a la altura de su historia. Exquisitos manjares tradicionales, tal vez preparados a partir de recetas heredadas por los propios africanos, llenan la mesa bufet. El olor del mango, la guayaba, la piña, todos mezclados con el olor a guano, a madera, complementan la adorable atmósfera del lugar, solo queda decir: Bon Apettit. Mis polvorientas botas se alistan para el tomar el camino de regreso. Sin dudas este es un sitio exclusivo en la geografía

Unveiling the secrets of a coffee plantation When we travel to Varadero, from Matanzas, it is almost inevitable that our eyes stop at a billboard on the right side of the road, a few meters from the Antonio Guiteras bridge or Canímar that reads: Cafetal La Dionisia at 5 km. In my travels around the island in search of new photographic routes, I had never stopped at this point in the geography of Matanzas, in spite of my repeated curiosity, since the logo of the Flora and Fauna Company, in the advertisement, sent me a subliminal message of a possible relationship with nature. I find myself on a beautiful country estate. Undoubtedly here time seems to have

matancera, un lugar digno de visitar, donde se combinan, en armonía, naturaleza, historia y vida campestre. Me voy con muchas fotos repletas de anécdotas. Solo una última cosa antes de la partida, mis manos se aferran a la cuerda y hago sonar la vieja campana del cafetal, la misma campana que llamaba a los esclavos para el trabajo, pero esta vez su sonido es más alegre, y me sugiere el ritmo de un adiós… o hasta la próxima visita.

stopped in the 19th century. But the history of this place begins a little earlier, at the end of 1791, when the slave uprising in Haiti took place. It is said that one of these settlers, the Frenchman Francisco Rubbier Duran, bought these lands, with the intention of dedicating them to the cultivation of coffee, bananas and pineapple. The aroma of freshly brewed coffee, using traditional methods of yesteryear, forces us to stop on our journey through history. To be honest, this was one of the moments I enjoyed most in this paradisiacal place. Tasting this delicious coffee calmly, on one of the wooden benches in the shade with so much green and silence, and so much tranquility already feels like enough reason to return, in search of these same sensations. The sun puts its strong shadows on the rural landscape of La Dionisia, it is half day

and time for lunch. The gastronomic offer is at the height of its history. Exquisite traditional dishes, perhaps prepared from recipes inherited by the Africans themselves, fill the buffet table. The smell of mango, guava, pineapple, all mixed with the smell of dry palm leaves, wood, complement the adorable atmosphere of the place. Without a doubt, this is an exclusive place in the geography of Matanzas, a place worth visiting, where nature, history and country life are combined in harmony. I leave with many pictures full of anecdotes. Just one last thing before I leave, my hands cling to the rope and I ring the old bell of the coffee plantation, the same bell that used to call the slaves for work, but this time its sound is more joyful, and it suggests the rhythm of a goodbye or a see you soon.

DEVELANDO LOS SECRETOS DE UN CAFETAL

39


ecología y sociedad

Bambú sobre ruedas en zoológico habanero 40

FLORA Y FAUNA


autor: lic. yahumila hidalgo ceruto fotos: dany hernández

creaciones personalizadas de bambú sobre ruedas desandan las calles del Jardín Zoológico de La Habana. Fueron creadas en el Taller de fabricación de bicicletas CuBambú, en la instalación habanera, durante el mes de marzo de 2020 donde un grupo de jóvenes adquirieron las habilidades necesarias para armar singulares bicicletas a partir del bambú. Todo ello con la asesoría de la ong alemana Juntos y la participación de la cooperativa no estatal Velocuba. 41


La Organización Social Juntos, con la participación del Grupo Empresarial Flora y Fauna, se propuso brindar en Cuba la experiencia y conocimiento en la producción de este tipo de ciclos, que luego pudieran tener una utilidad social. Se tuvo en cuenta como principio básico que cada día cobra en el mundo mayor fuerza el uso masivo de la bicicleta como medio alternativo de transporte dado su impacto positivo en la salud humana y en la conservación del medio ambiente ya amenazado por la agresión que representa la emisión de gases nocivos a la atmósfera y el aumento de la temperatura global, aspectos en los que el uso de combustibles fósiles se perfila como uno de los principales emisores. Entre las tendencias de la fabricación de bicicletas se fortalece aquella que incorpora cada vez en mayor medida la utilización de partes componentes fabricada a partir de medios naturales y ecológicos cuyos procesos de obtención agredan en el menor grado posible al medio ambiente y que a su vez sean oriundos de la región del mundo donde se fabrique la bicicleta, tal es el caso del Bambú que se encuentra en diversas regiones del mundo incluida Cuba y que por sus características físicas cumple con los requerimientos técnicos para ese uso.

Planta de bambú

Daylí Carbó, integrante de la Cooperativa no estatal Velocuba

Wilber Machado personalizó las creaciones de bambú

La organización Juntos ha colaborado con la Oficina del historiador de la ciudad de La Habana, en la restauración de diferentes edificaciones patrimoniales, entre las que se encuentran, el Capitolio Nacional de La Habana y el Convento de San Francisco de Asís. El Taller para la fabricación de ciclos de bambú, tuvo como sede una instalación del Jardín Zoológico de La Habana y contó con la participación de un grupo de jóvenes que tuvieron la asesoría directa de Horts, de Juntos y de Antonio Campos, argentino residente en España, quien dirige un taller de bicicletas de bambú artesanales en Zaragoza. 42

FLORA Y FAUNA


Los alumnos aportaron ideas para sustituir algunas resinas y otros materiales para hacer las junturas de las piezas de bambú de la bicicleta con productos nacionales. Dailí Carbó de la cooperativa no estatal VeloCuba y participante del taller, comentó para esta publicación de las ventajas de este tipo de bicicletas, que son muy lígeras y permiten ser personalizadas. VeloCuba con sede en La Habana Vieja, ofrece servicios de alquiler de ciclos como medio de transporte urbano, con un enfoque social y comunitario. Como resultado final del curso-taller fueron fabricados un andador, tres patinetas y ocho bicicletas. Un toque de arte y personalidad les añadió a las piezas los diseños de Wilber Machado, pintados sobre las estructuras de bambú. Cuatro de ellas relacionadas con especies de animales. En la clausura del taller que se produjo, con la entrega simbólica de los ciclos al zoológico participaron directivos de esta instalación habanera, especialistas del Departamento de Desarrollo del Grupo Empresarial Flora y Fauna, alumnos del taller y Michel Diegmann, Vicepresidente de Juntos. Este tipo de ciclos puede ser una atractiva opción para sitios donde se practica el turismo de naturaleza, un medio de transporte que habla por si mismo de una recreación sana y que nos conecta con la naturaleza.

Directivos del Grupo Flora y Fauna y la ONG alemana Juntos, posan con los integrantes del Taller de fabricación de bicicletas

Bamboo bicycles at the Havana zoo Customized bamboo bicycles ride the streets of the Havana Zoo. They were created in the CuBambú Bicycle Manufacturing Workshop, at the Havana facility, during the month of March 2020 where a group of young people acquired the skills necessary

to assemble unique bicycles made of bamboo. All this with the advice of the German NGO Juntos and the participation of the non-state cooperative Velocuba. The workshop for making bamboo bicycles was held at the Havana Zoo and was attended by seven young people who received direct advice from the German specialist Horts Stapp, from Juntos and from Antonio Campos, an Argentine living in Spain, who

runs a workshop for handcrafted bamboo bicycles in Zaragoza. The final result of the course-workshop was the manufacture of a walker, three skateboards and eight bicycles. This type of bicycle can be an attractive option for places where ecotourism is practiced, a means of transport that speaks for itself of healthy recreation and in which we connect with nature.

BAMBÚ SOBRE RUEDAS EN ZOOLÓGICO HABANERO

43


recursos naturales y uso sostenible

ALCONA apuesta por el equilibrio natural

autor: ariadna poey sánchez

la sociedad mercantil Cubana alcona s.a. llega a sus 25 años de creada con la cosecha de numerosos éxitos en su aporte constante a la economía de nuestro país, su contribución a la preservación y desarrollo de la naturaleza, y con una imagen renovada en correspondencia con nuevas proyecciones, estructura y formas de hacer dentro de la Empresa. Perteneciente al Grupo Empresarial Flora y Fauna del Ministerio de la Agricultura, en sus inicios, la empresa se constituyó solo para exportar gallos de lidia, los cuales fueron su primera exportación y, además, sirvió para que se adoptara el nombre de alcona, pues en Finca alcona se encontraba la valla donde se criaban los gallos de lidia. Acerca de los comienzos de alcona, la fundadora Odalyz Saíz Céspedes, directora de capital humano de la Empresa, expresó que, al principio, se comercializaban las producciones a través de «ITH Cubanacán» y dada la necesidad de que la Empresa Nacional para la Protección de la Flora y la Fauna (enpff) tuviera su propia exportadora, se decidió crear alcona que, inicialmente, contaba con una plantilla 44

FLORA Y FAUNA

de solo seis trabajadores y la presidencia del Comandante de la Revolución, Guillermo García Frías. «alcona es toda mi vida», resaltó la fundadora con mucho orgullo y, seguidamente, destacó la atención que el Comandante le prestó a todo el proceso de fundación de la Empresa, así como el privilegio de trabajar y aprender de él. Los trabajadores de alcona coinciden en que han sido años de muy duro trabajo y esfuerzo, pero que se han trazado metas cada vez superiores, en las que han intervenido muchas personas, en ocasiones anónimas, para lograr los mejores resultados. Creada el 14 de marzo de 1995, alcona se propuso un extenso programa de celebraciones que comenzó con el lanzamiento de la Campaña de la Empresa en la XXXVIII Feria Internacional de La Habana (fihav 2019). Al respecto, la MSc. Berkys Medina Urra, directora de alcona, comentó que han desarrollado diversas actividades y con el material Arriba: Trabajadores de alcona en fihav 2019


Identificador visual para Campaña por los 25 años Abajo: Vista del stand de alcona en fihav 2019

de campaña han tratado de llegar a todos los clientes y algunos productores. Un hito será la fecha del aniversario, en el que participarán los productores del grupo empresarial (que no han cesado en su aporte a la comercialización dentro y fuera del país), todos los trabajadores y se reconocerá a los fundadores. También, estimularán a trabajadores con 25, 20, 15, 10 y 5 años laborando dentro de la empresa, y a unidades productivas que se han mantenido activas. Participarán los directores que han pasado por alcona desde que se fundó, están invitados los clientes extranjeros y algunos representativos internos. Seguidamente, la campaña continuará con medios audiovisuales, videos promocionales y mayor presencia en los medios de difusión. Lanzarán el sitio web de la Empresa, lo cual permitirá una visualización no solo a lo interno sino hacia el exterior; continuarán el trabajo con los productores, y continuarán fomentando la vocación exportadora dentro de los productores de base. El aniversario de alcona fue el incentivo perfecto para que decidieran reactivar su imagen. En este sentido, la empresa cambió su antiguo lema de «Comercializadora de la naturaleza» por «Somos parte del equilibrio natural». El nuevo lema, como manifestó Berkys Medina, está más a tono con lo que realmente hace la empresa, ya que su función de comercializadora no va en detrimento del equilibrio de la naturaleza. Esto se debe a que los productos como caballos, gallos de lidia, flamencos rosados, delfines, peces tropicales, resina de pino y el carbón no se exportan de forma

45


Carbón vegetal a partir del marabú: producto líder de alcona en el mercado

46

FLORA Y FAUNA

© DANY HERNÁNDEZ

masiva, sino en mínimas cantidades, producto de los excedentes, después de hacer estudios poblacionales y trabajos de reproducción que se desarrollan en las áreas protegidas; en las cuales ya existe la cantidad de ejemplares que se necesitan para el equilibro biológico dentro del área. El producto de alcona líder en el mercado es el carbón vegetal a partir del marabú. El marabú llegó a Cuba como especie invasora, llenó los campos y deprimió la ganadería, por lo que se han destinado infinidad de recursos para eliminarlo, a través de una solución ingeniosa y muy acertada: hacer carbón vegetal, lo cual se corresponde con las tendencias del mundo a utilizar fuentes renovables de energía. alcona ha obtenido beneficios muy positivos en la exportación de carbón, y lideró en 2019 en el envío de este producto hacia el exterior, pues exportó 30 329 toneladas, aportando 9,9 millones de pesos al país. Para lograr ese resultado, el joven Javier Montenegro Rivero, especialista principal en el Área de Operaciones, explicó que no descansan, prácticamente, ni los fines de semana; porque tienen que estar en el constante chequeo de cuándo entran los buques a Cuba, el seguimiento de las cargas de carbón y resina de pino, y de las producciones en las distintas zonas del país. Además, enfatizó en que la empresa no está ajena a la situación de nuestro país producto al bloqueo económico y financiero; lo cual les exige un extra de los trabajadores. El especialista concluyó agradeciendo, con orgullo, la confianza y el apoyo de la Empresa hacia los más jóvenes, así como las posibilidades de crecimiento y superación que les ofrecen. Es este uno de los pilares de alcona al cumplir

Odalys Saíz Céspedes, fundadora y Directora de Capital humano de la Empresa alcona


© DANY HERNÁNDEZ

Turismo de naturaleza, Peces tropicales y Animales vivos, son algunos de los principales productos que comercializa ALCONA

Javier Montenegro, especialista principal en el Área de operaciones

ALCONA bets on natural balance On the 25th anniversary of its creation, the alcona Cuban Mercantile Society S.A., belonging to the Flora and Fauna Business Group of the Ministry of Agriculture, reaps numerous successes in its constant contribution to the economy of our country and its contribution to the preservation and development of nature. Created on March 14, 1995, alcona proposed an extensive program of celebrations that began with the launch of the company's campaign at the Havana International Fair (fihav 2019). A milestone will be the

su primer cuarto de siglo de creados: la entrega de muchos trabajadores que han intervenido, a lo largo del tiempo, para obtener los mejores resultados. El proyecto emprendido por alcona hace 25 años, evidencia novedosas y muy rentables ventas en el mercado internacional; y su contribución económica se reinvierte en el financiamiento de otros proyectos de la propia empresa Flora y Fauna, como la preservación de áreas naturales protegidas en Cuba. Acerca de las proyecciones para el futuro, Berkys Medina valoró que alcona está en una posición estable y tiene visualizado hacia dónde quiere llegar. Solo hay que buscar los mecanismos y eslabones que faltan para potenciar nuevas exportaciones de bienes y servicios y las ventas en fronteras, mejorando la calidad de los productos en temas de marca, envases, cadenas de frío, y embalaje. En esa dirección está la meta.

anniversary date, when the founders will be recognized. Also, workers with 25, 20, 15, 10 and 5 years working in the company will receive a recognition, as well as productive units that have remained. The directors who have passed through alcona since it was founded will participate, and foreign clients and some internal representatives are invited. Afterwards, the campaign will continue with audiovisual media, promotional videos and increased presence in the media and the launch of the website. alcona's anniversary was the perfect incentive for them to decide to reactivate their image. In this sense, the company changed its old motto of "Commercializer of nature" for "We are part of the natural

balance"; which is more in tune with what the company really does, since they do not stop being a trader, but neither do they go in detriment of the balance of nature. This is due to the fact that products such as horses, Lydia's cocks, pink flamingos, dolphins, tropical fish, pine resin and charcoal are not exported massively, but in minimal quantities, as a result of surplus, after population studies in the protected areas. alcona's leading product is charcoal from marabou. The company was one of the pioneers in its export, and led in 2019 in sending this product abroad, as it exported 30,329 tons, contributing 9.9 million dollars to the country.

ALCONA APUESTA POR EL EQUILIBRIO NATURAL

47


recursos naturales y uso sostenible

autor: dr. raúl e. serrate hernández 1

(1) Fragmento del libro inédito Historia de la equitación en América

48

FLORA Y FAUNA

© AMINE M'SIOURI / PEXELS.COM

Enigma de la desaparición del caballo en América


durante más de cincuenta y cinco millones de años desde el Eoceno inferior hasta el Pleistoceno? Además de que gracias a una larga evolución había experimentado un desarrollo morfológico, había cambiado su estructura dentaria, modificado sus hábitats alimentarios y su adaptación al medio casi había garantizado, al parecer, su continuidad biológica en el continente americano. No existe evidencia histórica comprobada de la existencia del género Equus en tierras americanas cuando se produjo su descubrimiento en 1492 por los españoles y sin embargo la cuna del caballo fue el continente americano. El estudio de las culturas precolombinas como los Astecaz, Mayas e Incas y otros étnicos de menor desarrollo cultural no testimonia el conocimiento de esta especie animal. Solo se tiene conocimiento de un équido fósil identificado como

© TOMÁŠ MALÍK / PEXELS.COM

¿cómo abordar el enigma de la desaparición del caballo de América a finales del Pleistoceno? ¿Acaso sería posible hacerlo desde el punto particular del caballo, o desde un punto de vista más general, como una especie faunística más amplia dentro del ecosistema del continente americano? Para nosotros es evidente que hay que abordar esta problemática desde un punto de vista general dado que junto con la especie equina desaparecieron otros mamíferos americanos. Este es problema que casi se ha convertido en un enigma, hasta ahora no resuelto, y que ha ocupado el esfuerzo investigativo de naturalistas, biólogos, paleontólogos, biogeógrafos, etc, durante muchos años. ¿Qué factores contribuyeron a su desaparición cuando la especie equina había sobrevivido a cinco épocas geológicas

49


50

FLORA Y FAUNA

© DAVID DIBERT / PEXELS.COM


Parahipparion, cuyos restos se hallaron en el sur de Chile cerca de elementos de una cultura humana muy remota, independientemente de que el Parahipparion es uno de los que no tiene parentesco directo con el caballo. El estudio del origen del primitivo hombre americano ha sido tema de investigación a lo largo de muchos años y el pionero lo fue el jesuita español José de Acosta (1540-1600) que pasó dieciséis años en el continente y escribió su obra fundamental «Historia natural y moral de las Indias», publicada en Sevilla en 1590... Hoy se acepta como resultado de diferentes estudios, y muy especialmente los de Paul Rivet, que el hombre americano tuvo un origen múltiple y que este se produjo por emigraciones procedentes de Asia, cruzando el estrecho de Bering; de Australia y Oceanía, que estas pudieron ocurrir entre 70000 y 80000 a.n.e . El estudio de estas culturas a través de la etnografía, la lingüística y la antropología ha arrojado hasta hoy que los diferentes grupos que habitaban la América precolombina no conocían el caballo. Esto prueba que la desaparición del caballo de tierras americanas data de épocas remotísimas.

Enigma of the disappearance of the horse in America How can the enigma of the disappearance of the horse from the Americas at the end of the Pleistocene era be tackled? Would it be possible to do so from the particular point of view of the horse, or from a more general point of view, as a wider fauna species within the ecosystem of the American continent? What factors contributed to its disappearance when the equine species had survived five geological eras for more than fifty-five million years from the Lower Eocene to the Pleistocene? Besides the fact that thanks to a long evolution it had experienced a morphological development, it had changed its dental structure, modified its food habitats and its adaptation to the environment had almost guaranteed its biological continuity in the American continent. There is no proven historical evidence of the existence of the genus Equus in American lands when it was discovered in 1492 by the Spanish, but the cradle of the horse was the American continent. The study of pre-Columbian cultures such as the Aztecs, Mayas and Incas and other ethnic groups of lesser cultural development does not show their knowledge of this animal species. There is only knowledge of a fossilized equine identified as Parahipparion, whose remains were found in southern Chile near elements of a very remote human culture, regardless of the fact that the Parahipparion is one of those not directly related to the horse. Today it is accepted as a result of different studies, that the American man had a multiple origin and that this was produced by emigrations coming from Asia, crossing the Bering Strait; from Australia and Oceania, that these could have occurred between 70,000 and 80,000 B.C. The study of these cultures through ethnography, linguistics and anthropology has shown up to today that the different groups that inhabited pre-Columbian America did not know about the horse. This proves that the disappearance of the horse from American lands dates back to ancient times...

ENIGMA DE LA DESAPARICIÓN DEL CABALLO EN AMÉRICA

51


breves

El II FORUM Nacional de Ciencia y Técnica del Grupo Empresarial Flora y Fauna se celebró los días 16 y 17 de enero del 2020. La Empresa Flora y Fauna Sancti Spíritus fue en esta ocasión la sede del evento. En la cita participaron 60 trabajadores y sesionaron dos comisiones divididas por Grupos Tecnológicos. En total se presentaron 19 ponencias. De los trabajos presentados, tres resultaron relevantes, en cada categoría (primer, segundo y tercer lugar). Al resto se le otorgaron menciones y reconocimientos. Resultaron relevantes los siguientes trabajos: • Sistema de inventario de équidos y vacunos siev, de la autoría del Ing. Arturo Luis Ychaso Ruiz, especialistas de la Empresa Flora y Fauna Sancti Spíritus.

• Sendero Eco-Arqueológico Sábalos del Jiquí, de los autores MSc. Eduardo Abreu Guerra, Lic. Yoandi Bonachea Luis y Lic. Eduardo A. Abreu Torranzo. Especialistas de la Empresa para la Conservación de la Ciénaga de Zapata. • Nueva modalidad de corrales de crías para edades tempranas (0-2) años de Crocodylus acutus en la Granja de Cocodrilos de Manzanillo. Autores: MSc. Gabriell René Cisnero Suaréz y Mvz. Alexander Vázques Barrio, Especialistas de la Empresa Nacional para la Protección de la Flora y la Fauna.

Exposición de obras finalistas del Concurso fotográfico revista Flora y Fauna 2019

Los resultados del Concurso fotográfico revista Flora y Fauna 2019, convocado por el Grupo Empresarial Flora y Fauna fueron dados a conocer el 26 de febrero de 2020 con la inauguración de una exposición con las obras finalistas.

52

FLORA Y FAUNA

La sede de la muestra, que se mantuvo durante un mes, fue la galería Espacio Abierto, sita en calle 4 y Línea, Vedado, Plaza de la Revolución, La Habana. La exposición, que se mantuvo durante un mes, devino sitio para el intercambio entre los amantes de la fotografía de naturaleza.


La revista Flora y Fauna es una publicación científico-popular cuyo objetivo es la divulgación de temas relacionados con: la biodiversidad, el manejo para la conservación en áreas protegidas, turismo de naturaleza, proyectos de gestión medioambiental y el uso sostenible de los recursos naturales. Se aceptan 2 tipos de textos: 1- Artículo científico. Su estructura debe incluir, Resumen, Introducción, Materiales y métodos, Resultados, Discusión y Referencias. 2- Textos periodísticos de los siguientes géneros: Nota, Reportaje, Fotorreportaje, Artículo y Crónica. Debe entregar el documento en archivo digital Word, formato carta (8 ½ x 11 pulgadas), tipografía Times New Roman, tamaño 12 pt. No debe exceder las cinco cuartillas de texto.

Exponga claramente el título, nombre y dos apellidos de los autores y la institución a que pertenecen, así como un e-mail de contacto. Las fotografías deben enviarse en formato TIFF o JPG con resolución mínima de 300 dpi, aclarando el nombre del autor. En página aparte se detallarán los pies de figuras que correspondan a cada imagen. Las tablas deben enviarse en Word o Excel. El autor será informado sobre la selección de su artículo para la publicación y eventualmente consultado. Para ello debe adjuntar su teléfono, correo y dirección. Agradecemos cualquier sugerencia que pueda contribuir a mejorar nuestra publicación. Consejo editorial


Une los puntos y descubrirás un nuevo amigo

Ayuda al manjuarí a llegar a la meta Encuentra estos objetos en la figura de abajo

Halla las 5 diferencias... ¡Es muy fácil!

54

FLORA Y FAUNA