Page 26

Fotograma de la película “La Jetée”, 1962

Cuando empieza a ver el futuro ya ve un París reconstruido y ve unos seres más próximos a entes que a humanos. El planeta está a salvo en el futuro y estos entes le entregan una fuente de energía con la que abastecer el planeta en el presente. Pero lo interesante ocurre cuando el futuro, es decir los seres, cierran las puertas al presente pero antes le ofrecen la posibilidad al hombre de quedarse en el futuro antes de que el presente lo aniquile. Este se niega, pese a no recordar nada del pasado más que un recuerdo y estar prisionero. Aquí podemos observar la fuerza de ese recuerdo de la mujer, la fuerza del amor; el quiere volver a encontrarse con la mujer. Pide volver a su infancia y lo consigue. Despierta en el muelle y la ve a ella al otro lado, cuando

empieza a correr hacia ella se escucha un disparo, el mismo sonido de su recuerdo de infancia, pero ahora si lo identifica. Es uno de los representantes del presente enviado para eliminarlo. Ya se lo había avisado el futuro crípticamente “abandona el presente antes de que te aniquile”. En ese momento es consciente de que es imposible eludir el tiempo. El momento que se le había dado para recordar de niño era el de su propia muerte. De niño sólo sabía que había visto una muerte, pues sólo el tiempo le permitiría descubrir que era la suya. Termina así la película Marker con una estructura circular y una reflexión “el tiempo es inexorable, pero el pasado no se borra, sino que permanece a la espera”.

Teoría de Imagem caps  
Teoría de Imagem caps  
Advertisement