Page 1

LIBROS Y NOMBRES DE CASTILLA-LA MANCHA VIGÉSIMOQUINTA ENTREGA 10 de junio de 2011

Manuel Espadas Burgos, doctor Honoris Causa por la UCLM Ediciones de la UCLM; Ciudad Real, 2010; 56 pags.

En noviembre de 2009 en el Paraninfo del Rectorado del campus de Ciudad Real de la UCLM, fue investido doctor Honoris Causa de esta Universidad Manuel Espadas Burgos, considerado un referente en el campo de la Ciencia Histórica, en reconocimiento a su trayectoria universitaria y su contribución a la comunidad historiográfica nacional e internacional a través de su extensa obra. el rector de la UCLM, Ernesto Martínez Ataz, destacó del profesor Espadas Burgos su labor científica, profesional y personal, así como su participación activa en la creación de la Universidad regional. Se ha definido a Espadas Burgos como “manchego de origen y de ejercicio”, que siempre “ha llevado con orgullo el nombre de Ciudad Real y de Castilla-La Mancha allende nuestras fronteras,

además de sus rasgos sociales, económicos, culturales e históricos”, y que ha sido en su última obra cuando ha ahondado en ello y “ha querido dar a conocer esa nueva imagen de la región, tras haber superado la conciencia de olvido y marginación a base de trabajo y de apostar por el desarrollo cultural, científico y tecnológico”. Manuel Espadas Burgos se ha distinguido por su dilatada trayectoria científica e investigadora que le han situado siempre en los escenarios de la historiografía nacional e internacional más privilegiados y le ha llevado a ocupar puestos de responsabilidad como la dirección del Instituto de Historia del CSIC, la presidencia del Comité Español de Ciencias Históricas, o la dirección de la Escuela Española de Historia y Arqueología y la coordinación institucional del CSIC en Roma; y en segundo término, por su humanidad y generosidad hacia los demás. La intervención del profesor Espadas Burgos, que se recoge aquí, explica que el propósito de la Historia es investigar y narrar acontecimientos que algún día pertenecieron al mundo real y, sobre todo, comprender al hombre que los protagonizó. En este sentido, defiende la labor del historiador que “nunca puede separarse de los hechos” y advierte de que la inexistencia de rígidas leyes históricas no puede ser atribuida a la falta de rigor científico de los historiadores, sino a la infinita variedad de los hechos. Por último, Espadas Burgos recuerda que en su condición de historiador, independientemente del lugar en el que se encontrara, siempre ha sido “fiel” a sus raíces, a su tierra y a sus hombres. Manuel Espadas estuvo apadrinado por los catedráticos de Historia Moderna e Historia Contemporánea de la Facultad


de Letras de la Universidad de CastillaLa Mancha, Jerónimo López-Salazar Pérez y Juan Sisinio Pérez Garzón, respectivamente, y por el profesor de Investigación del CSIC José Ramón Urquijo Goita. La laudatio, que también se incluye en el libro, fue pronunciada por el profesor titular de Historia Contemporánea de la UCLM y presidente del gobierno regional, José María Barreda, quien glosó los méritos académicos y las virtudes personales de Espadas Burgos.

Entre las numerosas manifestaciones culturales llevadas a cabo por el Ayuntamiento de Guadalajara, a través de su Patronato Municipal de Cultura, con motivo de la celebración del 550 Aniversario del nombramiento de Ciudad a Guadalajara (1460-2010), se llevó a cabo entre los días 24 de marzo y 20 de abril, una interesante exposición cuyo tema monográfico fue la fábrica de automóviles La Hispano, parte de cuyos restos aún pueden verse. El catálogo que comentamos consta de cinco apartados o capítulos. El primero “La actualidad de nuestra industria”, recoge las grandes esperanzas que el establecimiento de dicha factoría representaba para una Guadalajara, laboralmente atrasada, que veía resuelto parte de su porvenir gracias a la Segunda República, proclamada el día 14 de abril de 1931. Quedaba patente el gran esfuerzo empresarial realizado en aquellos difíciles momentos, enunciado en el lema de su campaña publicitaria: “Una nueva industria en una España nueva”, como puede apreciarse en los anuncios de prensa de la época, en los que, a la izquierda de un Hispano y en posición algo más elevada, aparece la fachada principal del Congreso de los Diputados, al igual que la integración de la bandera tricolor en el logotipo de la marca, sobre la que puede verse una H rodeada por una corona de laurel (correspondiente a la patente FIAT) y unas alas explayadas (de La Hispo Suiza, SL). Grandes fueron los esfuerzos que se realizaron. Un reportero de ABC señalaba: “Impulsa a “La Hispano” en sus propósitos el pensamiento de que con ellos contribuirá a resolver el problema social, proporcionando trabajo a masas importantes de técnicos, empleados y obreros; evitará a la economía nacional la evasión de cuantiosos capitales; dará vida próspera a numerosas e

Página web de la UCLM

Hispano-514. El automóvil y la industria en Guadalajara 1917-1936 Exposición del 24 de marzo al 20 de abril de 2011. Teatro Auditorio Buero Vallejo. Guadalajara, Ayuntamiento de Guadalajara, Patronato Municipal de Cultura (Colección Memoria Gráfica, n.º 5), 2011, 80 pp. (Comisario de la exposición y autor de los textos del catálogo Pedro José Pradillo y Esteban).

2


importantes industrias auxiliares; será un consumidor grande de las materias primas nacionales y, por último, será un elemento primordial para la defensa nacional.”

impuestos que pesasen sobre las actividades colaterales que la empresa iba a llevar a cabo. Numerosas fotografías y planos completan el trabajo. Un cuarto apartado -“Hispano-514 un proyecto efímero”- da muestras de la alegría que suscitó en su momento el lanzamiento del nuevo modelo de utilitario, que el periódico local Flores y Abejas (17 de mayo de 1931), recoge así: “A fines del presente mes saldrán de los talleres de La Hispano los primeros coches del nuevo modelo Fiat, que por su corte económico es seguro tengan una gran aceptación.”

Esto último en referencia a que, aparte de automóviles, también se fabricaba material de guerra. Pero, a pesar de todo, estos esfuerzos e ilusiones se vieron truncados a los cuatro meses, puesto que la empresa cesaría su actividad en julio del 32. Un segundo apartado (“Guadalajara capital de ingenieros”) recoge la evolución sufrida a lo largo de los tiempos por la Academia de Ingenieros Militares, hasta su establecimiento en 1833, en la antigua fábrica de paños de Guadalajara, donde se hizo definitivo siete años más tarde, debiéndose su extinción a un incendió que devastó sus instalaciones el 9 de febrero de 1924. Tras la instalación de la Academia vino la del Regimiento Mixto de Ingenieros, en 1843, cuyas escuelas prácticas ocuparon el ex-convento de San Francisco, que desde un año antes se convirtió en Parque de Ingenieros. Varias fotografías de 1925 recogen algunos aspectos interiores de las naves y la maquinaria allí instalada. “La Hispano, S. A. Fábrica de automóviles y material de guerra”, es el tercer apartado. En el se da noticia de la sesión pública celebrada por el Ayuntamiento capitalino el 22 de febrero de 1916, en la que su alcalde Miguel Fluiters Contera informa acerca del establecimiento de unos talleres de La Hispano Suiza en las proximidades de la capital, gracias al interés demostrado tanto por el rey Alfonso XIII como por el Conde Romanones. Entre las resoluciones acordadas se establecía la colaboración económica del Ayuntamiento con el proyecto, comprometiéndose a la financiación de los terrenos adecuados para su instalación y la condonación de tasas e

Lanzamiento que se realizó en un mal momento para la industria automovilística, alcanzada ya por la gran depresión norteamericana, y que tan negativamente repercutió en Guadalajara dado que al cabo poco tiempo comenzaron los despidos de obreros pertenecientes a las secciones de Automóvil y Aviación, por lo que su alcalde socialista (Marcelino Martín) envió el siguiente telegrama al presidente del Consejo de Ministros: “En nombre de la ciudad pido al Gobierno de su presidencia que se aprueben las solicitudes presentadas por `La Hispano´ en el Ministerio de Guerra y Economía. 600 obreros que han trabajado con nosotros para traer la República y por extirpar el caciquismo tienen derecho a no recibir como pago de su abnegación un porvenir de hambre y de miseria. Si el Gobierno se hace sordo a este deseo de la ciudad, yo declino en el Gobierno provisional la responsabilidad de lo que ocurra.- El Alcalde de Guadalajara.” Pero, a pesar de todo -incluidas las demandas practicadas por los diputados de Guadalajara- el Gobierno no accedió a la petición, por lo que el 23 de septiembre se crea una nueva comisión

3


que, reunida con los ministros de Fomento y Gobernación, conjurase la crisis obrera, ya que para poder conceder ayudas a tan gran número de parados era necesaria la organizaron de diversas cuestaciones y actos, como el taurino que tuvo lugar el 25 de octubre, en el que participaron Saleri II, José Carralafuente y Francisco Marí “Blanquito” (más conocido como fotógrafo). Finaliza este curioso y ameno catálogo con un quinto capítulo titulado “Guadalajara ciudad industrial”, en el que se analiza el crecimiento demográfico que trajo consigo la instalación de La Hispano, así como el desarrollo del mundo de la construcción: viviendas baratas para los trabajadores que dependiesen de un jornal modesto, construidas en las proximidades de la propia factoría (barrio de la Estación) y viviendas más lujosas, para aquellos otros trabajadores más pudientes, en el mismo centro de la ciudad. Un apartado de este último capítulo se ocupa de “Las Fiestas de La Hispano”, que se remontan a 1921, consistentes en un gran festival taurino, cuya primera edición se celebró en el coso de las Cruces, repitiéndose en años venideros y que Camarillo plasmó en su Revista Cinematográfica de 1927.

Ciriaco Morón Arroyo El sistema de Ortega y Gasset Editorial Mendaur Pobra do Caramiñal (A Coruña) La evolución de Ortega y el panorama de la filosofía alemana perfilado en este libro son el punto de partida de cualquier estudio serio sobre el pensador. El autor no busca las fuentes de Ortega, sino que lee los textos del filósofo desde sí mismos y encuentra las fuentes siguiendo los tentáculos hacia los que le orientaban los textos leídos. Esta tarea demostró ser ingente, pero arrojó en su haber lo más original de este libro: el sistema de Ortega, eliminando las contradicciones, haciendo ver la coherencia de los textos si se leen desde los axiomas filosóficos que les sirven de fulcro en cada momento, e integrando ese fulcro en los libros de filosofía alemana desde los cuales piensa el filósofo español. Con este método de lectura, construyendo el sistema, postulado pero nunca formulado por Ortega, el profesor Morón Arroyo logra una explicación del filósofo cuya virtualidad no ha sido plenamente aprovechada todavía. En 1968 mostró la vaciedad tanto de las

Un libro-catálogo seriamente tratado, al igual que su cuidada edición, plagado de datos (planos, fotografías y notas de prensa) de gran interés, especialmente para aquellos habitantes de Guadalajara y pueblos circunvecinos que quizás trabajaron en La Hispano.

José Ramón López de los Mozos

4


valoraciones políticas y seudo-religiosas de la España de postguerra como el derretido entusiasmo del “establishment” orteguiano, que reaccionó con hostilidad a tres sugerencias: la evolución del pensador, la influencia de otros pensadores, y sobre todo, la influencia de Heidegger. Esta última, que contradecía palabras del mismo Ortega, resultó particularmente ofensiva para sus discípulos. Hoy es imposible negar que a partir de Ser y tiempo (1927), el filósofo español utiliza un nuevo lenguaje y cambia el sentido de algunos términos de sus épocas anteriores. Pero sería banal leer este libro solo desde la perspectiva de las fuentes. La construcción aquí propuesta nos incita a crear filosofía desde los conceptos fundamentales de Ortega: teoría y vida, el yo humano, la educación, historia, razón histórica, hermenéutica, vigencias sociales y paradigmas científicos, nación y supra-nación, sociedad, derecho. En definitiva, este libro demuestra que es posible pensar desde Ortega como un clásico. “Ortega nos aparece desmantelado, un Robinson en el desierto cuya filiación se desconoce en absoluto. Sus discípulos han callado intencionadamente el capítulo de sus fuentes para acentuar su originalidad. Otros han señalado nombres alemanes que le influyeron sin duda, pero no han analizado el alcance y límite de estos influjos. […] Hoy el único modo de hacer a Ortega inteligible más allá de nuestras fronteras es filiarle con sus maestros de Alemania, señalar los paralelos, lugares que tradujo y parafraseó, ideas que produjeron revoluciones en su mente, ideas que él había anticipado; es decir: un nuevo libro sobre Ortega que quiera tener sentido, sin ser un estudio de fuentes, ha de intentar una rigurosa filiación del pensador madrileño con los movimientos del pensamiento alemán en este siglo”. (del Prólogo).

Ciriaco Morón Arroyo (Pastrana, 1935) reúne en su trayectoria la versión más actualizada de lo que siempre fue un humanista: trasfondo teológico, filosofía, filología en sus ramas lingüística y literaria, estudio de la ética y la moral. En sus años de licenciatura en Filosofía en la Universidad de Pontificia de Salamanca (1952-1957) y en los de doctorado en Filosofía en la Universidad de Munich (1958-1962) pudo profundizar en dos campos fundamentales para el estudio de la filosofía occidental: la escolástica y la filosofía de Heidegger. Esta formación fue todo un aval para poder estudiar en detalle y construir “el sistema” de filósofos españoles como Miguel de Unamuno, y José Ortega y Gasset. Larga es la trayectoria de enseñanza e investigación de más de 30 años como Catedrático de Humanidades en Cornell University (Ithaca, Nueva York) y larga y copiosa es su aportación en diferentes campos humanísticos: literatura: Sentido y forma de la Celestina (1974), Nuevas Meditaciones del Quijote (1976), Para entender El Quijote (2005),Calderón, pensamiento y teatro (1981); humanidades: El “alma de España”. Cien años de inseguridad (1996), Las humanidades en la era tecnológica (1998); filosofía: Hacia el sistema de Unamuno (2003) y el libro que aquí publicamos. Doctor Honoris Causa por la Universidad de St. Joseph de Filadelfia, su constante dedicación a aprender le permite abordar diferentes períodos de la historia del pensamiento español en sus muy diversas vertientes: teológica, filosófica, estética, y sobre todo leer los textos españoles en el contexto europeo en el que están insertos.

web: www.editorialmendaur.es

5


Pedro C. Cerrillo Torremocha María Teresa Miaja de la Peña Sobre zazaniles y quisicosas: estudio del género de la adivinanza Ediciones de la Universidad de CastillaLa Mancha; Cuenca 2011; 128 pags. 12 €

Hilario Priego Sánchez-Morate: Grupos y revistas literarias de Castilla-La Mancha (1975-2010)

Este libro estudia el género de las adivinanzas desde dos miradas -la española y la mexicanarepresentaciones de dos tradiciones hispánicas, mostrando lo que las acerca y lo que las aleja, las semejanzas y las diferencias, en sus variantes, en su temática, en su léxico, en su estilo, en su métrica o en su estructura. Estas dos tradiciones se han armonizado a través de los siglos, como testimonio de un encuentro que ha resultado afortunado y que es muestra de la riqueza y versatilidad de un patrimonio cultural, más allá de los límites temporales y espaciales. Si en España es sabido que la tradición del género se ha delimitado alrededor del enigma, el acertijo y la adivinanza, no es tan conocido su antecedente en los zazaniles o zazanilli y quisicosas prehispánicos, a pesar de haber sido consignados por fray Bernardino de Sahagún en su Historia general de las cosas de Nueva España, ya en 1557.

Almud Ediciones de CLM; Biblioteca Añil nº 51; Ciudad Real, 2011; 232 pp. Durante los últimos años, no han sido muchos los trabajos que se han dedicado al estudio de las revistas literarias españolas. Las publicaciones periódicas de carácter literario se han utilizado con frecuencia como fuente auxiliar para el conocimiento de algún autor concreto o de una época determinada, pero rara vez se han convertido ellas mismas en materia autónoma de estudio, y más raramente todavía de forma colectiva, considerando el fenómeno en su conjunto y no en sus manifestaciones particulares. Las razones de esta escasez hay que buscarlas, quizás, en las dificultades para afrontar un trabajo que obliga a remover miles de páginas, generalmente muy dispersas y no siempre fáciles de encontrar, dadas las peculiares condiciones de edición y distribución en que se suelen desenvolver muchas de las revistas

De la web de la UCLM 6


literarias que se publican en nuestro país. Bajo el título de Grupos y revistas literarias de Castilla-La Mancha (19752010), Hilario Priego acaba de publicar en Almud ediciones uno de esos trabajos, con el que viene a dar continuidad (ahora en solitario) a otro anterior que él mismo y quien firma este texto hicimos en 1998 para idéntico ámbito geográfico, pero para el periodo comprendido entre 1939 y 1975. De manera exhaustiva y pormenorizada, Priego pasa revista a los diferentes colectivos y grupos literarios castellanomanchegos durante las últimas décadas, y desgrana una a una (en un análisis más narrativo y descriptivo que interpretativo) la historia de las principales revistas que tales grupos han publicado durante los últimos decenios; una historia que era necesario dejar fijada, como señalara José Ángel García en la presentación del libro días atrás en Cuenca, para dar testimonio de lo que fue y de cómo fue (pues lo que no se cuenta acaba por no haber sido), y para poder servir de base a posteriores investigaciones, ampliatorias o interpretativas. Durante el periodo estudiado por Hilario Priego, las revistas literarias han desempeñado un papel relevante en la microhistoria cultural de Castilla-La Mancha, y si bien es dudoso que hayan servido para aglutinar a los escritores de la Región en torno a un empeño más o menos compartido, sí han contribuido, al menos, a dar a conocer en cada provincia lo que se estaba haciendo en las demás, y quizá han servido también para crear un cierto marco de referencias comunes, por encima de las diferencias estéticas y de planteamientos que hayan podido existir entre unas y otras. De ahí la importancia de un libro como el de Hilario Priego, cargado de documentación, que ofrece un panorama preciso y completo del panorama literario castellano-manchego

de los últimos años y que resulta, además, enormemente meritorio, pues la mera recopilación del material objeto de estudio ya implica una dificultad extraordinaria, habida cuenta de lo disperso que se encuentra, de la escasa tirada de muchas publicaciones y de los minoritarios circuitos en que muchas de las revistas analizadas han circulado. José Antonio Silva Herranz; prologuista de Grupos y revistas de CLM

La feria de Albacete. Consideraciones tras una efeméride Luis Guillermo García Saúco Edición no venal de Librería Popular; Albacete 2011; 92 pags El autor, licenciado en Historia del Arte, profesor de Enseñanza Secundaria en Albacete y durante algunos años asociado en la UCLM, es suficientemente conocido por sus numerosas incursiones en la investigación, documentación y divulgación sobre diversos aspectos del arte en esta provincia; el más reciente de ellos posiblemente sea su trabajo en

7


la obra colectiva Guía del Patrimonio de Castilla-La Mancha. En esta pequeña obra Luis Guillermo nos ofrece una muy ajustada síntesis sobre la historia del Feria, un elemento central en la historia pero también en la idiosincrasia de la ciudad de Albacete y todo ello con motivo del III centenario de la misma que tuvo lugar el año pasado. El libro abarca desde los inicios del siglo XIV hasta el momento actual, pasando por los momentos en que el acontecimiento ferial entra en crisis (en los siglos XVI-XVII) para resurgir después en el paraje de Los Llanos, a la sombra de la ermita de la patrona de la ciudad, y hasta recuperarse de nuevo a partir de 1783, fecha en que el Ayuntamiento inicia la construcción del recinto y de un singular edificio. A lo largo del siglo XIX la feria, ajena a la revolución industrial, crece en paralelo a como lo hace la capitalidad hasta que ya en el siglo XX pierde su dimensión comercial parea pasar a ser el acontecimiento festivo que hoy conocemos.

Palabras como puños. La intransigencia política en la Segunda República española Fernando del Rey (director) Tercera edición Ed. Tecnos El libro, dirigido por nuestro paisano Fernando del Rey, ha alcanzado ya, en apenas un par de meses, su tercera edición. El historiador Juan Pablo Fusi lo alabó recientemente, en la presentación de la biografía de Gregorio Marañón, como uno de los 5 mejores libros de historia contemporánea española editados recientemente. Reproducimos ahora la nota del día de su presentación. “La Guerra Civil es la culminación de algunas tendencias que se vieron en la Segunda República, pero no se puede explicar la República desde la Guerra Civil”. Con estas palabras se ha expresado José Álvarez Junco al presentar (el pasado día 7 de abril) en la Fundación Ortega-Marañón el libro dirigido por Fernando del Rey, Palabras como puños. La intransigencia política en las Segunda República española, publicado en la Biblioteca de Historia y Pensamiento Político, que dirigen Salvador Rus y Javier Zamora Bonilla en la editorial Tecnos. Álvarez Junco ha afirmado que es un libro “desprejuiciado, con un nuevo enfoque que se agradece muchísimo, un libro renovador, muy documentado y muy valiente”, porque presenta una visión de la República alejada de tópicos. El historiador Santos Juliá insistió en la necesidad de volver a trabajar sobre la República y señalar la importancia de que una nueva generación de historiadores, cuya madurez muestran sus otros trabajos, piense ahora, desde una democracia consolidada, cuestiones que su generación se hizo en los años

De la información editorial del libro

8


setenta desde otros parámetros y con otras inquietudes. Para él, la principal novedad del libro es su enfoque centrado en el estudio de la violencia y especialmente en las retóricas intransigentes de los distintos grupos políticos, dentro de una corriente historiográfica que ve en los discursos una fuente clave para comprender el pasado. Fernando del Rey destacó que el libro presenta una mirada y un análisis complejos de una realidad, la de la Segunda República, a su vez también compleja y problemática; es una aproximación distanciada de las polémicas ideológicas presentistas y maniqueas y de las retóricas enfrentadas actuales que huye asimismo de las simplificaciones de algunas visiones estructuralistas y economicistas que difuminan las responsabilidades concretas de los actores. José Varela Ortega, presidente de la Fundación Ortega-Marañón e historiador, ha afirmado que es “un libro de miedo” por las voces que ahí se escuchan, discursos que son muchas veces intercambiables simplemente modificando los sujetos, pues las retóricas intransigentes predominaron por igual en uno y otro ámbito del espectro político.

Algaida Literaria Premio de Poesía Ciudad de Badajoz 48 pags. 12 €

Página web Fundación OrtegaMarañón

El último libro de Federico Gallego Ripoll (Manzanares, 1953) está compuesto sólo de ocho poemas; ocho poemas largos, que nos hablan con una voz serena acerca de la palabra: “la palabra mantiene sus propios ritos y nos encela en su dulce servidumbre”. Pero también sobre la muerte presentida (la propia y la de la madre) “sólo vive por siempre quien da la vida y sólo se muere para siempre quien nunca estuvo vivo”. Y sobre la memoria: “Compartir la memoria es creer en la vida” Y sobre el fluir incesante de la vida, como un río que no conoce su final; sobre los “adentros de un paisaje”, sobre un paisaje de una mañana, de un momento cualquiera o sobre el mar que se adivina más allá de la llanura (está hablando de La Mancha aunque no la mencione Es un libro hondo y a la vez desgarrado; tranquilo, pero no resignado; su palabra va buceando en un cierto ramaje hasta dar con la expresión desnuda que buscaba, sea la imagen de la muerte, es verdadera poesía que nada en un una reflexión filosófica desde la mirada de la experiencias vivida. Este nuevo libro de Federico Gallego Ripoll obtuvo el 29 premio de poesía Ciudad de Badajoz.

Federico Gallego Ripoll Dentro del día, acaso

Francisco Caro, en su blog “Mientras la luz” anota sobre este libro: Dentro del día, acaso comprende ocho poemas esenciales, parto de emociones sabiamente conducidas, limpiamente proclamadas. Dispuestas transitivamente con la claridad interior que la poesía precisa para ser, simultáneamente, conocimiento y comunicación. Dos maneras de entenderla que no se contradicen cuando crecen en manos como las suyas. Confesiones de esperanza, de

9


deseo, proclamaciones de la voz como puente, del instante, de recuerdos que gustan de las alas, de gratitud por sentir el sol de la tarde en las palabras, acunándolas. Afán por saberse gota en el río. Gota que canta cuanto espera. Gota que es herencia, semilla. Por cuantos fueron soy lo aún no amanecido, dice.

Cadama). Todo esto lo convierte, sin discusión, en una personalidad importante en el mundo del teatro, en un dramaturgo imprescindible para la historia del teatro de este último siglo en nuestro país. Y así lo ha reconocido la Asociación de Autores de Teatro con la reciente publicación de su Teatro escogido (2010). Descrito Ediciones se enorgullece, por tanto, en publicar ahora su tercera novela, Por debajo de la piel. Crónicas en la Transición (Premio Paraíso). Se trata de una crónica sobre la frustración y el medro, sobre el amor y el desamor, sobre la infidelidad y la lealtad, en una capital de provincia y en los primeros tiempos de la Transición. Con prosa sencilla y directa, la novela de Ballesteros está estructurada en torno a situaciones que tensan su desarrollo, y en las que el diálogo fluido sobresale con la maestría propia del dramaturgo.

AGC

Editado en el blog de Descrito ediciones; 4 de mayo de 2011

Antonio Martínez Ballesteros Por debajo de la piel. Crónicas en la Transición

EN AÑOVER DE TAJO

Recuerdo a Casimiro Gómez Ortega, primer director del Jardín Botánico

Descrito ediciones Sin Antonio Martínez Ballesteros, el teatro no hubiera existido en Toledo durante los últimos cincuenta y cinco años. Desde aquel lejano 1966 en que comenzó su labor al frente del grupo Pigmalión, hasta hoy, en que se afana en incorporar a su ciudad, a través de sus lecturas dramáticas, lo mejor del teatro español reciente, Ballesteros no ha dejado de escribir -en realidad, lo viene haciendo desde 1958-, con más de un centenar de títulos, ni de dirigir obras propias o ajenas, ni de ganar premios (Buero Vallejo, Guipúzcoa, Agrupación Artística Aragonesa, Universitario de Cataluña y Baleares, Palencia, Modern International Drama, Castilla-La Mancha,

Bajo el título “Semblanza del Dr. Casimiro Gómez Ortega” se desarrolló la conferencia que pintó unos interesantes trazos de la biografía de este botánico añoverano ilustre. El ponente, Francisco Javier Sánchez Ruano, veterinario de profesión, que tras meses de investigación se animó a presentarla en el Centro Cívico. Casimiro Gómez Ortega fue el primer catedrático y el primer director técnico del Jardín Botánico de Madrid. Como botánico y farmacéutico fue un científico muy respetado y muy productivo. De su producción literaria

10


destaca su obra más completa «Tratado de las aguas termales de Trillo».

incapaces de separarse definitivamente, llevan a la vez vidas distintas en todos los conceptos. Sentimientos, insinuaciones, esporádicos encuentros, frustraciones, adioses que no se materializan, nuevos encuentros, otros amores, kilómetros de por medio, dos caminos en paralelo que van desgranándose a lo largo del poemario, al amparo de los diálogos furtivos de la noche. Lo que empezó siendo un libro poético, fue poco a poco tomando cuerpo de proyecto poético-filológico cuando fue traducido a los distintos idiomas ibéricos (portugués, gallego, asturleonés, euskera, aragonés, occitano del Valle de Arán, catalán, valenciano, murciano, inglés -lengua oficial en Gibraltar- y romanés, ésta última casi desaparecida entre los gitanos ibéricos al haber sido reemplazada con el paso de los siglos por las lenguas oficiales). Destaca la presencia en el libro de varios traductores, recitadores y cantantes en ladino o sefardí, en homenaje a los 150.000 sefardíes que pese a vivir en la diáspora hace más de 500 años, conservan esta lengua de origen castellana. El prólogo lo escriben tres ilustres de las letras: el novelista castellano (de la ciudad de Burgos) Óscar Esquivias, el poeta andorrano Manel Gibert Vallès y el poeta, ensayista y traductor portugués João Rasteiro, quien ha escrito del poeta burgalés: “el poeta J. C. García Hoyuelos se entrega, de corazón y boca expuesta, y en que se ofrece el alimento del cual se amamanta, sin ninguna condición”). El epílogo corre a cargo de la experta en psicomotricidad Susana Fumis, quien además desempeña la labor de recitadora oficial de “Se lo dije a la noche”. Todas las poesías tienen un traductor diferente, realizadas por escritores, poetas, cantautores, bertsolaris (recitadores de versos improvisados, muy populares en Euskadi), además de contar con

También fue el responsable de la introducción en Añover de Tajo del sen, una planta medicinal con efectos laxantes y probablemente de alguna variedad de espárragos adaptada al entorno. También obsequió al municipio con un pilón que tras su restauración será nuevamente ubicado en el pueblo. Era el propietario de una farmacia que heredó de su tío, pero a los diez años dejó el pueblo para ir a estudiar en Toledo y luego a Madrid, Barcelona y Bolonia. ABC / TOLEDO 4/6/2011

Juan Carlos García Hoyuelos Se lo dije a la noche Juan Carlos García Hoyuelos, autor del poemario “Desde mi otro lado”, con prólogo del crítico literario José Manuel Prado-Antúnez, publica ahora su segundo libro (Ediciones Beta III Milenio: www.edicionesbeta.com), titulado “Se lo dije a la noche”; 69 poemas donde, si bien de diversa índole, prevalece el contenido romántico y sensual, en el cual el erotismo aparece con frecuencia. El poemario está basado en la relación de dos personas que aunque unidas sentimentalmente e

11


traducciones de la mayoría de las academias de las lenguas, como la Real Academia Galega, el Observatório da Língua Portuguesa, la Academia de la Llingua Asturiana, la Euskaltzaindia/Real Academia Vasca, la Academia de l'Aragonés, el Consello d'a Fabla Aragonesa, el Conselh Generau d'Aran, el Institut d'Estudis Catalans, la Real Acadèmia de Cultura Valenciana y L'Ajuntaera murciana; de varias asociaciones lingüísticas; de asociaciones culturales vinculadas a las diferentes lenguas; del “Conseyu de Llión” (Ayuntamiento de León, en castellano); de las Universidades de Santiago de Compostela y de Vigo; de la Embajada de Portugal en Madrid; e incluso de los gobiernos de Andorra (Servei de Política Lingüística) y el de Gibraltar (Ministry of Culture). Adjunto archivo con los colaborares de “Se lo dije a la noche”. El poemario incluye un dvd con 30 canciones en diferentes estilos musicales (folk, pop, fado, rap, tonada, rock…), en castellano y en las lenguas a las que han sido traducidas, así como 142 recitaciones, algunas de ellas musicales; poesías que toman vida propia en voces de poetas, escritores, cantautores, cantantes, actores, periodistas y amantes del verso de todos los territorios ibéricos, entre los que aquí cabe destacar la presencia de Chema T. Fabero, poeta de Puertollano, y la del músico de Malagón Augusto Guzmán. En el reverso del libro están escritas unas generosas frases de Juan Carlos Mestre, Premio Nacional de Poesía 2009, que a continuación reproduzco: “Habla la poesía, crece en este libro la conciencia y la verdad invisible de su canto. Es la voz de los que saben que la belleza es también un acto de resistencia civil a los males de su época. Es la asamblea de voces y palabras, de los sueños que pendientes de ser soñados abren ahora su posibilidad de ser el eco

de otra noche, la multitud de cuanto enciende la música de las estrellas para que sea oído el mandato de alguna misteriosa y necesaria luz. Este libro es la necesaria e irreductible esperanza del amor a la vida”. Juan Carlos García Hoyuelos

Diego Jesús Jiménez: Leer y entender la poesía Ángel Luis Luján Atienza Martín Muelas Herráiz Servicio de Publicaciones de la UCLM 320 pags: 2011 Diego Jesús Jiménez (1942-2009) es uno de los poetas más relevantes de la segunda mitad del siglo XX, por su aportación a la renovación de la lírica española a partir de los años 60. Con un lenguaje visionario, pero a la vez profundamente enraizado en las vivencias cotidianas y consciente de su pertenencia a un espacio y tiempo concretos, su poesía evoluciona desde una consideración del lugar del hombre en la existencia hacia una imagen legendaria y abigarrada de la historia, en una línea decidida de compromiso que nunca renuncia a una rica elaboración del lenguaje y a la reflexión sobre la relación entre las artes. Su obra, merecedora de dos Premios Nacionales de Poesía y un Premio de la Crítica, recibe aquí un exhaustivo estudio por parte de los más destacados expertos. Web de la UCLM

12


está representada en dos investigaciones. Una de ellas a modo de “rutas por el Toledo hispanoárabe de la provincia” porque, asegura, “la toponimia también tiene su gracia”. No faltan, por supuesto, Ciudad Real, Cuenca, «la Guadalajara serrana y alcarreña» y los llanos de Albacete donde se levanta “la multisecular Chinchilla”. Esto es, visiona el territorio “en toda su extensión de Norte a Sur, desde la sierra de Guadalajara a las estribaciones de Sierra Morena, los límites extremos de la comunidad”. En esta recopilación, es importante destacar Chinchilla como una de las poblaciones más importantes de la ‘kura’ o distrito de Tudmir (Murcia), mientras que buena parte de la franja meridional montañosa de la actual provincia de Ciudad Real se integraba hasta época califal en la jurisdicción del distrito cordobés de Fahs alBallut. La meseta manchega, entre Sierra Morena y Toledo, solar plenamente andalusí hasta las primeras conquistas cristianas, se hallaba surcada por las principales vías o caminos que conducían a Córdoba, la capital omeya del Emirato y Califato. Territorio heterogéneo y diverso, ha querido Juan Antonio Chavarría otorgar unidad al espacio a través del territorio contemporáneo. Y puesto que ha relacionado las áreas de geografía y toponimia, la obra integra determinados ámbitos geográficos “con su toponimia patrimonial andalusí”, diversa en su carácter y origen etimológico (prerromano, latino-romance, áraboberéber). Por eso a la vez que este especialista transita por las zonas geográficas de la región de Castilla-La Mancha, la interrelaciona invariablemente con su toponimia insertando datos históricos, arqueológicos, paisajísticos o urbanos.

Chavarría recorre la geografía toponímica de la Región Cuando CLM era al Ándalus es una recopilación de seis trabajos -dos de ellos inéditos- guiados por las “fuentes árabes” registradas tanto de forma directa como en sus manifestaciones indirectas

Juan A Chavarría (izqda) y el presentador del libro, Eduardo Tejero: Foto: David Pérez

Licenciado en Filología Románica por la Universidad de Granada y en Filología Hispánica por la Autónoma de Madrid, Juan Antonio Chavarría Vargas presentó ayer en la Posada de la Hermandad de Toledo una obra que, aunque especializada en su área de conocimiento, pretende ser “divulgativa” y cercana a un “lector culto” interesado en el ámbito de la geografía toponímica. Publicada por ‘Almud Ediciones de CLM’ e integrada en la Biblioteca Añil, Chavarría, que se autodenomina “romanista y no arabista”, precisa que esta obra es la “recopilación de seis calas sobre la geografía toponímica de Castilla-La Mancha desde la perspectiva de las fuentes árabes”. Siendo su marco la territorialidad de Al-Andalus en las hoy conocidas como tierras castellanomanchegas, el autor ha extendido su atenta mirada a “todos sus espacios provinciales”, lista en la que Toledo

Cristina Martínez Citores; La Tribuna de Toledo, 8 de junio 2011

13

25 VIGÉSIMOQUINTA ENTREGA  

ManuelEspadasBurgos,doctor HonorisCausaporlaUCLM EdicionesdelaUCLM; CiudadReal,2010;56pags. Exposicióndel24demarzoal20de abrilde2011. Teatro...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you